Page 1

BASU ROLO GĂ?A Gabriela Guemez

Juliana Cerna


Objetivos General: Conocer el valor simbólico que madres de familia de la tercera edad de diferentes clases socioeconómicas le brindan a sus artículos de cuidado personal. Específicos: Identificar por medio de observación participativa las características que poseen los artículos de cuidado personal seleccionados. Conocer por medio de entrevistas la importancia de estos artículos dentro de la rutina diaria de cuidado personal de las madres de familia. Analizar el significado que tiene la definición de “cuidado personal” para cada uno de los perfiles de usuario.


CON CEP TO


los nuevos 20’s Todos dicen que los 20 son los años “de oro” en los que las personas disfrutan su vida y se concentran en ellos mismos.Cuando ya son padres de familia, ellos pasan a segundo plano y su hijos se vuelven en prioridad. El momento en el que los hijos se independizan comienza la época de los nuevos 20’s, en el que las personas (especialmente mujeres), pueden dedicarse más tiempo a sí mismas y descubrir realmente si sus decisiones de compra con artículos como productos de belleza y cuidado de la piel, satisfacen todas sus necesidades


Elegimos a estos usuarios debido a que culturalmente se tiene la creencia de que cuando una mujer se convierte en madre, deja de lado el cuidado de su apariencia física y los artículos de cuidado personal dejan de tener tanta importancia. Decidimos centrarnos en madres de familia de la tercera edad, debido a que nos pareció interesante saber la importancia que ellas le daban al cuidado de su apariencia física ahora que sus hijos se habían independizado y no necesitaban estar al pendiente de nadie más que ellas mismas. Quisimos conocer experiencias vividas detrás de las marcas que nos presentaban, y poder saber realmente cual era el concepto de “cuidado personal” que los diferentes tipos de perfiles socioeconómicos poseían, para identificar el contraste que existía entre las diferentes decisiones de compra.


perfiles de usuario


Lidia Cardona


Edad: 68 años Residencia: San Marcos, San Salvador Estado Civil: Casada Número de hijos: 8 Nivel socioeconómico: Medio - bajo Lidia es una madre de familia que actualmente se dedica a impartir clases de alfabetización a mujeres residentes en su comunidad. Lleva 8 años realizando esta labor, y a pesar de que no recibe ningún retorno monetario a cambio, expresa que es el motor de su vida y lo que la motiva a superarse día a día. Lidia lleva 23 años casada con su esposo, el padrastro de sus 8 hijos. A pesar de que su esposo no es una persona afectiva o cariñosa, manifiesta que en todos sus años de casada, jamás le ha faltado nada en su vida. Lidia es una persona práctica, honesta, habladora. No ve de menos ni más a nadie, para ella todos somos iguales, y solamente estamos comprometidos con dos cosas: Dios y nuestra patria.


julia รกlvarez


Edad: 69 años Residencia: La Florest, San Salvador Estado Civil: Viuda Número de hijos: 4 Nivel socioeconómico: Medio Doña Julia es una madre de familia de 4 hijos, viuda desde hace 13 años. Desde que su esposo murió, se ha mantenido bastante activa y decidió emprender una venta de rosarios hechos a mano a los miembros de su comunidad. Es una persona bastante independiente, a pesar de que mensualmente recibe ingresos por parte de sus hijos, nunca quiso quedarse sentada y esperar que los demás hicieran todo por ella. Julia es conocida en su comunidad como una persona servicial, fuerte, con un carácter un tanto “difícil”, pero con un enorme corazón. Sus pasiones son cocinar, cantar alabanzas, hacer sus rosaritos con perlitas, y platicar con sus vecinos.


ma. teresa huezo


Edad: 72 años Residencia: La Libertad Estado Civil: Casada Número de hijos: 2 Nivel socioeconómico: Medio - alto La Niña Tere es una mujer que ha pasado gran parte de su vida pendiente de lo que los demás dicen de ella. Siempre esforzándose por dejar “la mejor impresión”, dice no poder evitar darle tanta importancia al “qué dirán” pues el lo que realmente tiene valor en la sociedad. Desde que se casó hace casi 50 años, María Teresa nunca tuvo que ejercer un trabajo formal para poder mantenerse, lo que le permitió invertir la mayoría de su tiempo en salidas con sus amigas y familia. Dentro de su rutina diaria, está ir a desayunos con las personas que viven en su colonia, caminar por el parque, salir a comprar a centros comerciales, ir al super y llegar puntual a la misa de las 6:00 p.m


meto dolo gĂ­a


1

Investigación preliminar: 1. Planteamiento del problema 2. Objetivos generales del proyecto 3. Elección de objeto de estudio 4. Perfilación de usuarios

Investigación etnográfica: 5. Observación participativa 6. Entrevista a profundida 7. Análisis de valores simbólicos detectados de los productos

2


abor daje


P

Nos comenzó a hablar de política, nos comentó sobre su religión, nos hizo sentir bienvenidas en su casa. Nos mostró el material que utiliza para enseñar a personas de la comunidad a leer y escribir. Cuando ya era hora de irnos nos abrazó y nos agradeció por haberle alegrado la mañana.

Al primer sujeto de investigación lo contactamos por medio del trabajo de uno de nuestros padres, agendamos la cita para la foto y la entrevista con su hijo, como equipo nos movilizamos hasta su lugar de residencia. El hijo de Lidia tuvo que avisar en la colonia que dos jóvenes ajenas iban a llegar para que no nos hicieran nada y le pidió de favor a los mecánicos que “le echaran ojo” al carro que dejamos aparcado en la calle. Al entrar estaban 3 de sus hijos y 2 nietos ya que todos viven en la misma comunidad a dos o tres casas de distancia.

A la segunda persona retratada la contactamos por ser de la comunidad, solo se le conocía de vista cuando la encontraba en la iglesia cada domingo. No fue difícil entablar un conversación con ella, debido a que es una persona a la que le encanta platicar con gente nueva. Estuvo dispuesta a recibirnos en su hogar, el día de la entrevista nos tenía preparado un postre que ella misma nos había preparado.

ara comenzar delimitamos las características que debían tener los sujetos de investigación, sacando una lista flexible por la cual nos regimos para buscar personas que cumplieran con el perfil.

Nos mostró las fotos que estaban por toda la sala, las cuales contenían momentos importantes como su boda, la graduación de sus hijos del colegio, etc.


La conversación fue amena y larga, nos preguntó acerca de nuestra vida y nuestras experiencias, en qué consistía nuestra carrera, en qué podíamos aplicarla, y que queríamos hacer al finalizar los estudios. Al finalizar, nos mostró los rosarios que ella misma había construido para vender, los cuales estaban hechos de perlas de diferentes colores y tamaños. La tercera entrevista fue contactada por ser parte de un club de amigas de la abuela de una de nosotras, para ir a su hogar tuvimos que dar nuestra información en caseta y ella tuvo que confirmar que éramos sus invitadas. Nos tenía listo el café con pan dulce que había servido Isabelle, la empleada por más de 15 años de María Teresa. Nos preguntó primero para qué era el trabajo, que estudiamos y adónde, y comenzamos a preguntarle acerca de ella, fue un poco reservada al principio pero a medida que intercambiamos historias el ambiente fue más de confianza

Nos comentó sobre diferentes actividades que hace con su grupo de amigas y nos mostró revistas de las cuales sacaba inspiración para vestirse. A la hora de irnos ella permaneció en la sala e Isabelle fue quien nos acompañó a la salida


valor simbรณlico


Para Lidia, el concepto de “cuidado personal” hizo referencia más que todo a la humectación de la piel, higiene de zonas íntimas, y cubrimiento de canas. Nos sorprendió ver que Lidia decidió mostrarnos también un par de joyas que cuidaba bastante. Para ella, era un orgullo presentar esta serie de productos debido a que la mayoría se los habían comprado sus hijos.

Ella comentó que realmente no le daba mucha importancia a la marca de los productos, si no a el hecho de que aún cuando sus hijos ya se independizaron y deben proveer a sus familias, se mantienen pendientes del cuidado personal de su madre. Cuando realizamos la observación y entrevista en casa de Julia, nos dimos cuenta de que es una persona que no se convence fácilmente. Tiene sus ideales bastante marcados y su carácter es firme con sus decisiones.


Al pedirle que nos mostrara sus artículos de cuidado personal, ella sacó una pequeña bolsita con 10 productos, y nos comentó que era lo único que necesitaba para el día a día. Al preguntarle por las diferentes marcas que poseía, nos comentó que llevaba aproximadamente 30 años utilizando la marca Lancome, debido a que a parte de sentirse satisfecha con los resultados de los productos, le recordaban bastante a la época en la que comenzó su primer trabajo y finalmente tuvo los medios para poder adquirir sus propios productos. Le gustan los empaques pequeños y fáciles de transportar. Para María Teresa, lo más importante de un producto es su calidad. Nos comentó que le gustaba bastante utilizar la marca Clinique, debido a que sus productos son bastante duraderos.

Nos llamó la atención el hecho de que ella contará con diferentes opciones de labiales y rimel. “Uno nunca sabe a quién se va a encontrar”, fue su respuesta ante esta observación. Al momento en el que colocó su gel antibacterial portatil en la mesa, le preguntamos por qué había escogido ese aroma en específico, y nos respondió que ella ni siquiera lo había abierto aún, pero que lo había comprado porque vió que la mayoría de sus amigas lo traía colgando en la cartera.


reflexiรณn

teรณrica


Al analizar los resultados obtenidos en el abordaje de campo, lo primero que pudimos detectar fue la parte del consumo ecléctico por parte de Lidia. Nos dio una gran lección al hacernos saber que a pesar de que una persona no pertenezca a cierta clase social elevada, no tiene por qué conformarse con adquirir productos de baja calidad. Lidia es una persona que se encontraba totalmente liberada del peso de las convenciones sociales. Nos comentaba con experiencia la diferencia de calidad entre diferentes marcas de renombre en el mercado. Consideramos que Lidia es una turboconsumidora, al ser flexible, nómada e impredecible. En el caso de María Teresa, nos dimos cuenta de que su tipo de consumo correspondía al modelo del gasto honorífico, ya que la mayoría de los objetos que ella compraba (no solamente artículos relacionados al cuidado personal, si no, objetos en general ubicados en su casa), formaban parte del esquema de la distinción social. Algunos de los objetos habían sido adquiridos por deseos hedonistas, ella quería que la gente realmente supiera que pertenece a cierta clase, y puede darse el lujo de tener varios productos de marcas renombradas. Nos dimos cuenta también, que María Teresa utiliza el consumo como un medio para salir de su rutina. Ella nos mostró objetos que poseía, pero que ni siquiera había abierto o sacado del empaque, habían sido adquiridos porque vio que alguien más los portaba y ella no quiso sentirse fuera de ese grupo. Con respecto a la felicidad en la sociedad del hiperconsumo, fue sorprendente darnos cuenta que, entre todos los perfiles, Lidia se mostró más conforme con sus decisiones de artículos de cuidado personal, pero esto se debía a que cada uno de esos objetos poseían un valor emocional, ya que su familia se los había regalado y conocían bastante sus gustos en marcas. Nos dimos cuenta que ella se sentiría igual de feliz teniendo productos de “baja calidad”, o de marcas de renombre, porque sabía que lo más importante es que alguien se había tomado el tiempo de pensar en ella y no había escogido productos al azar.


CON CLU SIÓN


La apariencia personal es cómo una persona se ve y cómo la perciben los demás. Es uno de los principales componentes de la comunicación no verbal. Normalmente se considera parte de la apariencia : El aseo, la vestimenta y accesorios y la personalidad. Descubrimos que las tres mujeres a las que retratamos se interesan por su apariencia, están orgullosas de quienes son y lo que han logrado en su vida, pero sobre todo de lo que sus hijos han llegado a ser gracias a sus enseñanzas y su esfuerzo. Para todas el arreglarse y cuidar su apariencia es algo que las hace sentir bien, que les da satisfacción y que refleja cómo se sienten por dentro. Aunque para unas las marcas eran importantes, ya que reflejaban calidad y cierto estatus, para otras solo bastaba con que los productos funcionaran, independientemente de que marca fueran. También descubrimos el valor sentimental que cada una le daba a las cosas por ejemplo Lidia, que tenía una cremita que costaba no más de $6, ella valoraba mucho este producto ya que era un regalo de su hijo mayor, mientras que Maria Teresa había comprado un gel antibacterial de marca de $5 que ni siquiera ocupaba, solo lo había comprado por sus amigas, básicamente había desperdiciado ese dinero que venía de ella. A veces ocupamos marcas no necesariamente porque funcionen para nosotros o porque sea nuestra favorita sino por el simple hecho de ser de renombre o de calidad, nos dejamos llevar creyendo que entre mayor es el precio, mejor es el producto cuando no siempre es así. La apariencia personal no solo es el querer aparentar algo a los demás sino que empieza por querer reflejar quiénes somos por dentro , cómo nos sentimos con nosotros mismos. El cuidar nuestra apariencia no solo es un acto movido puramente por el ego, sino más bien es un acto de amor propio en el que nos tomamos el tiempo de nuestro día para concentrarnos en la persona más importante de nuestra vida...nosotros mismos. Cada uno puede definir el cuidado personal a su manera, no hace falta kilos de maquillaje o toneladas de joyas, puede ser una crema o un perfume, lo que importa es la intención con la que lo hagamos, que siempre sea el amor propio.


Cuando los hijos se van, la vida es dura. Te das cuenta de que tu vida realmente no fue tuya. - Ma. Teresa huezo

"Basurología"  

Estudio antropológico acerca de los patrones de consumo y el valor simbólico que madres de familia de la tercera edad de diferentes clases s...

"Basurología"  

Estudio antropológico acerca de los patrones de consumo y el valor simbólico que madres de familia de la tercera edad de diferentes clases s...

Advertisement