Page 1

1


EQUIPO EDITORIAL Sr. José Tonello, Asesor GSFEPP, Verónica Albarracín Gerente Cooperativa Maquita Cushunchic, Hna. Marcela Cruz, PVBM Directora Ejecutiva Fundación Tierra Nueva (FTN), Pablo Palacios N. Coordinador de Desarrollo Institucional FTN. REDACCIÓN Y EDICIÓN Pablo Palacios Naranjo PORTADA Y CUADROS César Ayala CORRECCIÓN DE ESTILO Mayra Salinas FOTOGRAFÍA Archivo FTN, archivo Sra. Carmen Vaca ARTES E IMPRESIÓN IMPREFEPP TIRAJE 1000 ejemplares Mayo 2018 Quito - Ecuador


3

CONTENIDO

Presentación ......................................................................................................................5

Norma Maldonado, Abogada Fundación Tierra Nueva ..................................................30

Gloria Dávila y su huella de humanidad ...........................................................................6

María Elena Vasco, enfermera, responsable de la unidad móvil de FTN .......................30

Fundacion Tierra Nueva: un balance histórico..................................................................7

Brigadas Médicas Quirúrgicas Internacionales: los orígenes, Dr. Luis Piedrahita .........31

Asamblea Nacional entrega condecoración al mérito social.............................................9

Los orígenes del hospital y el CDI: Marcela de la Torre.................................................32

Informe de Rendición Anual de Cuentas 2017................................................................10

Padre Julián Valloto: hay que recuperar la humanidad ...................................................33

Presidente Lenín Moreno, Primera Dama y ministros del área social visitaron el Centro del Adulto Mayor de Fundación Tierra Nueva y el CDI ................................. 11

Hablar de Carollo es hablar de un testimonio de vida, Pablo del Hierro.........................34

Giuseppe Tonello Tierra Nueva, una historia de cosas bellas .........................................12 Precursores de Fundación Tierra Nueva reciben condecoración del Distrito Metropolitano .........................................................14 Familiares del Padre Carollo visitan Tierra Nueva..........................................................15 El legado social del Padre Carollo, Luis Hinojosa..........................................................16 Padre José Carollo: Iluminado defensor de las causas del pueblo...................................17 Que me dejó el Padre Carollo..........................................................................................21 Padre Carollo y Hna. Sigmunda: una amalgama para el servicio....................................22 Impacto social de Tierra Nueva, Margarita Carranco......................................................24 Una Historia de Vida con el Padre Carollo, Sra. Carmen Vaca ......................................25 Una Historia Visionaria, Dra. Francisca Rivadeneira......................................................27 Memorias de la Tierra Nueva...........................................................................................29 Vicky Rosas, Enfermera Hospital Padre Carollo.............................................................29 Gladys Gallardo, Auxiliar de Enfermería HPC UCV .....................................................29

Tierra Nueva es una organizacion que busca redifinirse, Verónica Albarracín................35 Ser voluntario te calienta el espíritu, Mery Kay Barrera.................................................36 Por un mundo más bello, justo y solidario, Padre Graziano Masón................................37 Recuperar y fortalecer el espíritu de origen.....................................................................38 Balance Social Fundación Tierra Nueva 2017.................................................................39 Nuevas miradas en Protección Social..............................................................................39 Sistema de Protección Social...........................................................................................40 Sistema de Educación......................................................................................................41 Sistema de Salud..............................................................................................................42 Memoria de la Tierra Nueva............................................................................................43 César Ayala, el pintor del Padre Carollo..........................................................................43 Hna. Rosa Zúñiga, Congregación de las Madres Dominicas, Parroquia Cristo Resucitado............................................................................................43 Ingresos por Proyectos y Donaciones..............................................................................44 Nueva Publicación...........................................................................................................47


5

PRESENTACIÓN El 2017 hemos celebrado los 25 años de vida institucional, sin embargo, nuestra historia comienza mucho antes, cuando el Padre José Carollo inició su trabajo en el sur de Quito en 1976. Es allí donde, conmovido por la situación de pobreza y precariedad de las necesidades básicas de la gente, se pone manos a la obra. Su acción comenzó con un modesto consultorio y una camilla, lo que se convirtió en el Centro Médico Tierra Nueva, enfocado en atender a madres embarazadas y en rehabilitación física. Al mismo tiempo creó los Centros Infantiles en la Quito Sur y Mena Dos, posteriormente, el Centro de Mediación Legal, la Unidad Móvil de Salud, el Centro para niños con discapacidad grave, CDI, y comenzó los cimientos del Hospital Padre Carollo que fue concluido en la administración de Mercedes Silva. En los últimos 6 años, en la administración de Gloria Dávila, recientemente fallecida, se crearon el Centro Pre vocacional para Jóvenes con Discapacidad, el Centro de Atención Integral para Adolescentes, el Centro para el Adulto Mayor y el Proyecto de Atención en el Hogar y Comunidad.

Quisimos ir al corazón de la Fundación, allí donde los recuerdos y memorias nos hablan de las convicciones de un hombre que no se conformaba con lo establecido, sino que hacía lo que hacía porque tenía una profunda relación con Dios, con la humanidad, e hizo del evangelio su vida. Con el tiempo una religiosa venida desde Alemania, convencida de que la fe mueve montañas y transforma vidas, le apoyó en esa obra que crecía rápidamente, la Hermana Sigmunda Schnetzer, ambos sortearon enormes dificultades para conseguir dar sentido a la vida de innumerables personas. Tierra Nueva tiene en su ADN institucional esta fortaleza espiritual y social que le permite continuar con el legado, de forma responsable y con un espíritu de servicio, que mantiene a un personal muy comprometido y a un voluntariado que ha aportado con sus conocimientos y ayuda económica en los diferentes programas a lo largo de todos estos años. ¿Por qué hacemos lo que hacemos? Porque nuestra vida es un don, que lo volvemos un servicio a quienes

más lo necesitan, porque Tierra Nueva tiene mucho para ofrecer, compartir y seguir transformando vidas, con convicción y profesionalismo. Hoy tenemos nuevos desafíos, seguimos creciendo en los diferentes programas de atención a niñas, niños, adolescentes, adultos mayores y personas con discapacidades. En el Hospital Padre Carollo estamos fortaleciendo las brigadas médicas nacionales e internacionales, la docencia e investigación, estudiantes de pregrado y posgrado de diferentes universidades hacen sus prácticas en el Hospital y en la Fundación, los acogemos para que vivan plenamente su vocación de servicio. La memoria de la Fundación es una memoria viva, activa y en constante proceso de renovación, es testimonio activo del espíritu de servir con solidaridad que nos inspira a cumplir los desafíos del futuro. Nos complace compartir con ustedes esta memoria institucional que se enfoca en la historia del Padre Carollo y de la Fundación, así como en el Balance Social de las actividades del año 2017.

Marcela Cruz Barrios Directora Ejecutiva Fundación Tierra Nueva


6

Hablar de seres humanos que dejan huella es hablar de Gloria Dávila, una huella de vida generosa labrada en su caminar por Ecuador, que inició en las comunidades indígenas del Chimborazo, con las primeras cabinas radiofónicas que elevaron al páramo las voces de las comunidades. Comunicadora, investigadora, especialista en planificación y evaluación de proyectos en temas de salud, ambiente, desarrollo local, participación ciudadana, género, equidad e interculturalidad. Fue directora de Investigación en CIESPAL, dejando su huella en la comunicación popular del Ecuador. Tocada

MEMORIA

por una pasión especial por la naturaleza, dedicó su trabajo para crear conciencia sobre la huella ecológica y el impacto ambiental de los seres humanos. Hasta que llegó a Tierra Nueva y se entregó por completo a finalizar el equipamiento del Hospital “Un Canto a la Vida”. Asumió como propia la obra de Carollo y la Hna. Sigmunda, tanto como Directora de Desarrollo Institucional y luego como Directora Ejecutiva de Fundación Tierra Nueva, desde el 2013 hasta agosto del 2017, dedicando sus mejores esfuerzos a consolidar la organización en un momento de transición y crecimiento. Su trabajo en proyectos apoyó la implementación de los servicios de imagen, neonatología y la unidad de cuidados intensivos del hospital.

INSTITUCIONAL

Sus huellas están en las habitaciones del hospital, visitando a los enfermos, conversando con el personal, velando por la calidad de atención a los pacientes. Sus huellas están en los Centros Infantiles, en el Centro del Adulto Mayor, en las aulas del CDI con los niños con discapacidad grave, a quienes dedicó su corazón. Compañera solidaria y generosa, trabajó con gran pasión y compromiso dejando un legado de liderazgo humano y espiritual, por lo que estamos seguros que junto al Padre Carollo y la Hna. Sigmunda estarán siempre junto a Tierra Nueva.

Pablo Palacios Naranjo


7

FUNDACIÓN TIERRA NUEVA

Un balance histórico

Hacia una sostenibilidad integral

Tierra Nueva se ha convertido en un referente de servicio y atención en salud en el sur de Quito, que tiene actualmente alrededor de 900.000 mil habitantes, casi el 40% de la población del distrito, con sus propias problemáticas y necesidades particulares. La Fundación es reconocida en los diferentes barrios donde llega nuestra unidad móvil de salud, el médico y promotoras de salud, las técnicas en discapacidad, en los colegios donde apoyamos con atención psicológica y talleres a estudiantes y maestros. Tenemos vínculos con el municipio, con los ministerios estatales que reconocen nuestra labor técnica y transparente, pero sobre todo tenemos el reconocimiento de la comunidad que sigue buscando y confiando en nuestros servicios.

La sostenibilidad tiene dos soportes: el económico y el social, los dos son importantes para la continuidad y el fortalecimiento de los servicios; el soporte económico se genera en tres aspectos: la generación de servicios, las donaciones que generosamente siguen haciendo personas y organizaciones del país y el exterior, así como los convenios y proyectos con el Estado y con otros organismos.

El Padre Carollo siempre estuvo atento a las necesidades de la gente, hoy lo seguimos haciendo empoderando a las personas para transformar sus vidas, darles herramientas para que la gente sea protagonista de su propia historia. Nuestra misión no es solo entregar un servicio social o de salud, sino que aportemos a que las personas transformen sus vidas, que puedan tener más esperanza y dignidad como nos pide el Evangelio. Ahí están los valores y la misión de la Fundación.

A nivel social, la propuesta es construir redes que promuevan incidencias en las problemáticas que afrontamos, reproduciendo las experiencias positivas que se logra cuando los beneficiarios se convierten en gestores de apoyo y de cambio, que sientan que pueden apoyar a otros, que pueden aportar a la comunidad y contribuir con sus habilidades y conocimientos adquiridos en nuestros proyectos. La Fundacion tiene una mirada muy amplia no solo en salud, sino en el tema de discapacidad y protección social, siempre reflexionando cómo hacer proyectos más integrales, cómo fortalecer nuestros servicios, no de manera automática, sino mirando de manera holística la realidad, con equipos humanos que sean capaces de leer la realidad y las condiciones de vida de la gente.

Hna. Marcela Cruz, Directora Ejecutiva Fundación Tierra Nueva


8

Una obra que transforma vidas Esta obra sigue adelante con el personal comprometido de la institución. En el día a día no dimensionamos el aporte que hacemos a los demás, sin embargo, el trabajo del personal es fundamental en esta misión de transformar vidas, sus valores y su aporte es clave en la visión de integralidad de la Fundación, así como el trabajo de los donantes y voluntarios que deben saber que las puertas de Tierra Nueva siempre están abiertas para ellos. Hay muchas cosas por hacer y tenemos que hacerlo de una forma innovadora, nuestro personal es intergeneracional lo que enriquece el espíritu de servicio, de los que están desde el comienzo y de los nuevos que se integran.

Visión multidimensional de la pobreza La salud sigue siendo una necesidad muy grande, cuando nosotros recibimos brigadas que hacen 50 cirugías de traumatología pediátrica en una semana, quiere decir que hay demanda y necesidades insatisfechas. Cuando recibimos en emergencias pacientes víctimas de violencia, cuando tratamos problemas de desnutrición, ansiedad o adicciones estamos hablando de una pobreza que trasciende lo económico. En este sentido estamos mirando la pobreza desde un enfoque multidimensional que incluye los temas de violencia intrafamiliar y otras vulnerabilidades, hay muchas aristas de la pobreza, cuando un adolescente viene a nuestro centro de acogida y es atendido, parece un caso de indisciplina pero detrás de eso hay una familia

MEMORIA

con realidades complejas que la hacen vulnerable y eso es lo que tenemos que mirar, no quedarnos en la superficie sino ir a la raíz. Por eso se hace tan importante trabajar en redes, apoyarnos mutuamente entre organizaciones y con el Estado. No se puede mirar quien lo hace mejor, sino que debemos ser aliados y complementarnos para buscar soluciones en conjunto. Si el padre Carollo estuviera aquí diría que hay que seguir trabajando con convicción y solidaridad por los pobres que están en las periferias, que debemos responder a una pobreza multidimensional y actuar con prontitud.

Fundación Tierra Nueva tiene varias fortalezas: es reconocida, tiene credibilidad, es una organización transparente y eso hace que sigamos siendo un referente en el sur de Quito y en la ciudad.

INSTITUCIONAL


9

ASAMBLEA NACIONAL ENTREGA CONDECORACIÓN AL MÉRITO SOCIAL A FUNDACIÓN TIERRA NUEVA

En reconocimiento a la obra solidaria de Fundación Tierra Nueva, la Asamblea Nacional le otorgó la condecoración “Vicente Rocafuerte” al mérito social, su más alto reconocimiento, en el marco de sus 25 años de labor en beneficio de los sectores más vulnerables de la sociedad y en homenaje póstumo a sus fundadores, en un evento realizado el 25 de septiembre en la Asamblea Nacional. El trabajo pastoral impulsado por el Padre Giuseppe Carollo, gestor de la organización, con el apoyo invalorable de la Hermana Sigmunda Schnetzer, dio esencia a una indeclinable lucha por la defensa de los elementales valores humanos, orientada a generar iniciativas de crecimiento colectivo en condiciones de unidad, trabajo y servicio a los más necesitados. Estos hechos fueron resaltados en el acto y plasmados en el acuerdo legislativo entregado a la Fundación, por parte de la asambleísta María José Carrión. “Sin dudas, hablar de Fundación Tierra Nueva no puede hacer otra cosa que llenarnos de orgullo”, destacó Carrión, tras señalar que es un reconocimiento a los 25 años de entrega, sacrificio, trabajo y amor incansable de esa mano amiga, de ese abrazo fraterno que fue inspirado y construido por el Padre José Carollo.


10

MEMORIA

INFORME DE RENDICIÓN ANUAL DE CUENTAS

La Hna. Marcela Cruz, Directora Ejecutiva de Fundación Tierra Nueva, presentó el informe anual de rendición de cuentas de la Fundación, el cual inició con un homenaje póstumo a Gloria Dávila, ex directora de Fundación Tierra Nueva. El informe destacó el reconocimiento a la labor social de la Fundación con las condecoraciones por parte de la Asamblea Nacional y el Cabildo de la Ciudad a la obra de la Fundación y sus precursores, el Padre José Carollo y la Hna. Sigmunda Schnetzer, así como la visita del Presidente de la República, la Primera Dama y varios ministros del frente social a los distintos programas de la Fundación. A pesar de la delicada situación económica del país, la Fundación logró incrementar en un 10% el número de atenciones en las áreas quirúrgicas y de hospitalización del Hospital Padre Carollo, en respuesta a una estrategia de fortalecimiento y promoción de los servicios del hospital, que incluyó la adquisición de nuevos equipos por un monto de 300 mil dólares, la modernización del laboratorio, la revitalización del área de quirófanos, la readecuación de la farmacia y una campaña de difusión, pero sobre todo gracias a la confianza y lealtad de los pacientes. Como parte de nuestro servicio y con el soporte de nuestros aliados, la Fundación atendió a más de

INSTITUCIONAL

2017

6 mil personas de escasos recursos a través de brigadas médicas nacionales e internacionales, consultas médicas, cirugías y ayudas técnicas para personas con discapacidad por un monto de 900 mil dólares. Los programas de atención en discapacidad y atención a la comunidad ejecutaron proyectos con instituciones de Alemania, Estados Unidos e Italia, así como con el Ministerio de Inclusión Económica y Social, MIES y EP Petroecuador, para atender a poblaciones vulnerables de todo el país. En el año 2018, la Fundación fortalecerá la atención médica del Hospital Padre Carollo y el Centro Médico Tierra Nueva, así como el trabajo de apadrinamiento y levantamiento de fondos para terapias de los niños con discapacidad del Centro de Desarrollo Integral, CDI, incrementando además, un fondo social para atenciones médicas, para lo cual se reforzarán las estrategias de levantamiento de recursos y posicionamiento institucional. La Hna. Marcela Cruz concluyó este mensaje agradeciendo al personal de la institución, a aliados, donantes y voluntarios por su compromiso y servicio, exhortándoles a vivir los valores institucionales para un fiel cumplimiento de su misión.

Hna. Marcela Cruz, Directora Ejecutiva Fundación Tierra Nueva

A pesar de la delicada situación económicadelpaís,laFundaciónlogró incrementar en un 10% el número de atenciones en las áreas quirúrgicas y de hospitalización del Hospital Padre Carollo.


11

PRESIDENTE LENÍN MORENO, PRIMERA DAMA Y MINISTROS DEL ÁREA SOCIAL VISITARON FUNDACIÓN TIERRA NUEVA Y EL CDI

Acompañado de varios ministros del frente social, el Presidente Lenín Moreno acudió al Centro Médico Tierra Nueva para reunirse con los adultos mayores y directivos de la Fundación. En este contexto, el Presidente Moreno anunció el incremento del bono para adultos mayores que viven en condiciones de vulnerabilidad. En su discurso, el presidente destacó la obra del Padre Carollo señalando que él y su hermano, también sacerdote, “fueron unos santos entregados al servicio de los demás”. El señor José Tonello, Presidente de Fundación Tierra Nueva, señaló que esta obra es el legado del Padre Carollo, destacando la capacidad de gestión para atender a la población en todas las etapas de la vida e hizo una invitación para establecer un diálogo entre el gobierno y las organizaciones de la sociedad civil dedicadas al servicio comunitario, para coordinar esfuerzos en beneficio del país.

Lenín Moreno, Presidente del Ecuador y José Tonello, Presidente FTN.

Por su parte, la Primera Dama, Rocío González de Moreno, visitó el Centro de Desarrollo Integral, CDI, acompañada de la Secretaria Técnica del Plan Toda Una Vida, en respuesta a una invitación de la Fundación. La Primera Dama expresó su felicitación y soporte al trabajo que realizan los terapistas del CDI. Presidente Lenín Moreno saluda con beneficiario del programa.

Sra. Rocío González de Moreno, Primera Dama del Ecuador.


12

MEMORIA

INSTITUCIONAL

GIUSEPPE TONELLO

TIERRA NUEVA UNA HISTORIA DE COSAS BELLAS

Giuseppe (Bepi) Tonello es el actual presidente del directorio de Fundación Tierra Nueva, fue director de una de las obras sociales más relevantes del país: el Grupo Social FEPP, Fondo Ecuatoriano Populorum Progressio. Bepi y su esposa Teresa comenzaron como misioneros en Salinas de Guaranda y en ese camino de servicio conocieron al Padre Carollo, quien trabajó algunos años con Monseñor Cándido Rada, fundador del FEPP, quien creía firmemente que “hay que complementar la palabra con la acción”.

¿Cuáles fueron las bases de inspiración de la obra del Padre Carollo? Su trabajo con las comunidades indígenas fue enriquecedor y le hizo tomar decisiones radicales: dejar las comodidades para vivir en el sur de Quito sin luz, sin agua, sin baño dentro de la casa, en una entrega total de la vida, de los bienes, del tiempo, dando su cara para conseguir ayuda a favor de otros. Padre Carollo compartió la pobreza desde la pobreza, eso le permitía escuchar verdaderamente la necesidad de las personas y actuar. “Escuchaba las necesidades de las madres embarazadas y pensaba en construir una maternidad, cuando le hablaban de niños con discapacidad, él pensaba que hay que construir el Centro de Desarrollo Integral, CDI, si le hablaban de mujeres maltratadas él

pensaba en montar un centro de mediación. En un Sur que no contaba con servicios públicos, él pensó construir un hospital y si pensaba en el futuro de los jóvenes pensó en la Universidad Salesiana, entonces había raíces, había pensamiento que se complementaba luego con la acción”.

Teología y Antropología en acción En el pensamiento del Padre Carollo había una base de Bepi Tonello, Chimborazo, Cantón Alausí, 1982. Antropología y Teología. Antropología significa el concepto que tengo de las concepto del hombre. Él escribía notas bíblicas, incluso personas humanas. A mí me impactaba cuando Padre de libros poco conocidos. Carollo decía: todas las personas son buenas, por eso él iba a trabajar en la cárcel, los mismos curas le acusaban La historia de Tierra Nueva es la de hacer solamente obras, pero él iba a Radio María historia de cosas bellas, de cosas a animar con un profundo conocimiento bíblico en transformadoras que han sucedido en su programa de radio; el gran constructor de cosas materiales, criticado a veces, encontraba tiempo para muchas personas. hacer todo eso integrando el concepto de Dios y el


13

De dónde venía la inspiración del Padre Carollo Él practicaba un concepto simplificado de la religión: “ama a Dios y ama al prójimo” como dice Jesús. Monseñor Rada decía que no es cosa de hacer discursos difíciles, hay que simplificar el discurso y esta capacidad de simplificar la tienen personas grandes y sabias. Quien tiene simplificaciones dentro de sí, es capaz de ver las cosas sin observar los obstáculos y dificultades, esta capacidad de simplificar sin tanto discurso es muy pragmática. Él también buscaba inspiración y ejemplos en otras personas que trabajaban con los pobres, como el Padre Antonio Polo en Salinas a donde iba con frecuencia, en Zumbahua, en Manabí o en Chunchi, donde hizo una casa para ancianos. En cada una de sus obras él hizo también aportes para el desarrollo artístico con una arquitectura muy sencilla pero cálida para la gente, hizo crecer a pintores, muralistas y músicos en los aspectos del arte puestos al servicio de la iglesia. Como dice el maestro César Ayala, pintor del Padre Carollo: “él no hacia iglesias frías y grises, buscaba siempre que las obras transmitan alegría, que sean un canto a la vida. Lo que él buscaba era imprimir la palabra de Dios con pinturas en la iglesia y sus obras comunitarias para catequizar, la pintura era una catequesis para pintar una visión de Dios en la comunidad, en una época en que la iglesia era poco abierta al cambio”.

Una historia de cosas bellas La historia de Tierra Nueva es la historia de cosas bellas, de cosas transformadoras que han sucedido en muchas personas. Hay que enriquecerse espiritualmente, no hay que negar las preocupaciones cotidianas, pero debemos alimentarnos por dentro, sentir mucha seguridad, mucha confianza en nosotros mismos y en los planes de Dios, al crecer como personas crecen inevitablemente las personas que están a nuestro alrededor. Fundación Tierra Nueva está viva porque tiene el triple de personal que hace 12 años, cuando murió el Padre Carollo, y es porque hay personas que se sienten inspiradas en el ejemplo que él daba. Esa memoria hay que conservarla, hay que transmitir los valores en forma directa, estar cerca de las personas nuevas y enseñarles a atender con calidez. En el testamento está escrito, la Fundación tiene que servir a los pobres y si no se cierra. Ahora habrá que estudiar nuevamente la pobreza, la pobreza espiritual, moral, la evolución de la pobreza.

Mensaje final El mensaje es que hablemos del Padre Carollo y hablemos de los 25 años de la Fundación que es una noticia positiva para el país. Hay necesidad de contar buenas noticias para contagiar un espíritu positivo a la sociedad.

Pintura César Ayala


14

MEMORIA

PRECURSORES DE FUNDACIÓN TIERRA NUEVA RECIBEN CONDECORACIÓN DEL DISTRITO METROPOLITANO

El alcalde del Distrito Metropolitano de Quito, Mauricio Rodas, entregó el Gran Collar de San Francisco, la más alta condecoración que entrega la ciudad, para los gestores de Fundación Tierra Nueva, Padre José Carollo y la Hna. Sigmunda Schnetzer, destacando su aporte humanitario y el enorme legado social y espiritual realizado durante más de 30 años de servicio, en ayuda a las familias más necesitadas del sur de Quito y el Ecuador. Para el evento llegaron desde Italia su sobrino Luca Apolloni y su familia, así como la ex Directora de Fundación Tierra Nueva, Mercedes Silva. Este evento significa un nuevo galardón y reconocimiento para la obra del Padre Carollo y la Hna. Sigmunda.

Acto de Entrega de Reconocimientos en Sesión Solemne por el Día de la Ciudad.

INSTITUCIONAL


15

FAMILIARES DEL PADRE CAROLLO VISITAN TIERRA NUEVA

Saludamos a todos quienes siguen siendo semilla, siendo espiga… Tierra Nueva invitó a Luca Apolloni, sobrino del Padre Carollo, para la ceremonia de entrega de la condecoración al Padre Carollo y a la Hna. Sigmunda, por parte del Municipio del Distrito Metropolitano de Quito. Vino acompañado de su esposa Francesca y sus hijos menores, Gregorio y Lily, quienes recorrieron las huellas dejadas por el Padre Carollo en el Ecuador. Desde jóvenes, Luca y Francesca estuvieron cercanos al pensamiento del Padre, tanto en su entorno familiar en su pueblo Carré, como en el Ecuador. “Saludamos a todos quienes siguen siendo semilla, que siguen siendo espiga. A mí me gusta pensar como una semilla cae, crece y hace una espiga. Eso era lo que buscaba siempre el Padre Carollo y al ver a Tierra Nueva, veo la espiga de la semilla que sembró el tío”. El tío no quería hacer solo obras, él miraba las necesidades, él solía decir si yo no hago esto es omisión y eso es un pecado fuerte, necesita que se haga cualquier cosa, ya sea sencilla o compleja, personal o comunitaria. Él decía: si algo se necesita hay que hacerlo, no hay que ponerse a pensar mucho sino que hay que hacerlo.

Así fue él siempre, siempre estaba haciendo cosas, construyendo, es algo que le venía de adentro por los humildes y más necesitados. Padre Carollo siempre estaba inquieto, pensando, nunca se quedaba sentado, nunca se podría predecir lo que haría, siempre hacía una cosa u otra, llamaba a las 12 de la noche y había que hacer lo que él pedía, también si uno le llamaba él siempre estaba disponible. Nosotros venimos de una familia en Italia que se caracterizó por ser muy religiosa, mis cuatro tíos fueron sacerdotes salesianos, dos de ellos murieron en el Ecuador sirviendo a los pobres, lo que nos da una conexión muy fuerte con el país. Ecuador es un lugar místico para nosotros porque aquí creció nuestra fe. Esperamos que la Fundación siga trabajando sin olvidar a los más necesitados, los pobres son los que nos traen al Reino de Dios que Jesús mostró cuando nació. El milagro de la obra del Padre no es la obra en sí, sino que la obra permanezca y crezca.

Familia Apolloni con los padres Julián Vallotto y Graziano Masón


16

MEMORIA

INSTITUCIONAL

EL LEGADO SOCIAL DEL PADRE CAROLLO

Luis Hinojosa, Director Ejecutivo del Fondo Ecuatoriano Populorum Progressio En la Cooperativa Maquita Cushunchic siempre insistimos en recordar los orígenes y la memoria del Padre Carollo, pero no es fácil cuando ya tienes una estructura y a veces se empieza a perder el sentido de trabajar con los más pobres. Intentamos recuperar el pensamiento y motivaciones por los cuales la Cooperativa fue creada y seguir ese ejemplo. Monseñor Rada dejó muy pocas cosas escritas, pero su ejemplo de trabajo por la tierra o contra la usura en Guaranda y en Quito fue muy importante. Los dos fueron trabajadores con carretilla, no eran directores de obras, el legado es toda una vida y esto hay que seguir informando a las nuevas generaciones. Esa era su autoridad moral, el Padre tenía una chompa que le duraba años hasta que alguien le regalaba una chompa nueva.

El daba mucha importancia a construir comunidades, en la Quito Sur y se logró articular una extensa red de comunidades de base, sin excluir a nadie.

Las bases sociales El sueño era construir una nueva sociedad con justicia, no con violencia sino desde la paz. El Padre era radical en el cuestionamiento al poder, él rescataba a los pobres y estaba con los pobres. Carollo sabía leer las realidades, él despreció la forma de hacer dinero injustamente y la explotación laboral, por eso creó la oficina jurídica para ayudar a los trabajadores a cobrar su sueldo y defenderles de la explotación.

Los inicios en las comunidades de base A mediados de los 70 comenzó a sonar el nombre del Padre Carollo en el sur de Quito, en esa época se hablaba de la Teología de la Liberación y la preparación para el Congreso de Puebla. Él le dio mucha importancia a la construcción de comunidades, en la Quito Sur y logró articular una extensa red de comunidades de base, sin excluir a nadie, mucha gente de movimientos políticos progresistas fueron parte de la iglesia del Padre Carollo. Él daba mucha fuerza a lo comunitario y se fueron creando las parroquias donde participamos en cursos de formación de catequistas. Él era un gran pastor, estaba con las mujeres, con los enfermos, como el buen pastor veía que la gente crezca, tenía la fuerza de la oración y la fuerza de la reflexión, fomentó la palabra de Dios de manera muy simple, para transmitirla a la

Luis Hinojosa, Director Ejecutivo del GSFEPP.

gente, a través de folletos coleccionables, donde se hablaba de un Dios liberador, que se compromete con la comunidad, no solo decir nos llevamos bien, sino nos cuidamos, nos alimentamos bien y ese fue el inicio del MCCH, Maquita Cushunchic, “Comercializando como Hermanos”, en las ferias de alimentos que realizaba el Padre Graziano Masón en las calles. El Padre proponía una ruptura de la liturgia formal de la misa para que la gente reflexione, para que la gente pregunte, siempre formando comunidades. La obra de Carollo fue teórica y práctica, impactaba su actitud profética que anunciaba con su vida. Carollo tenía una propuesta firme y mucha gente ha seguido esa idea del Cristo resucitado, en oposición a la idea del Cristo crucificado que se asocia a dominación, por eso la parroquia se llama Cristo Resucitado, porque hay que resucitar.


17

PADRE JOSÉ CAROLLO

ILUMINADO DEFENSOR DE LAS CAUSAS DEL PUEBLO

José Carollo fue un iluminado visionario, defensor de las causas del pueblo y de los más desamparados. Su legado incluye más de 250 edificaciones construidas. Su ayuda, servicio y palabra orientadora llegaron a cientos de miles de personas en el sur de Quito y el Ecuador. Su vida es un ejemplo de entrega a todos, especialmente a los pobres. A los 18 años llegó al Ecuador para continuar con su noviciado en la ciudad de Cuenca y luego en Quito, en el Instituto Superior Salesiano donde estudió Filosofía. Posteriormente estudió teología en Bogotá, Santiago de Chile y Roma. Se ordenó sacerdote en Italia en 1960. Fue profesor en el Instituto Superior Salesiano y en los colegios Cardenal Spellman de varones y Don Bosco de Quito. Fue párroco de El Girón, donde trabajó durante 15 años en la formación de movimientos cristianos y creó una red de apoyo para la compra de un terreno y construcción de la iglesia de El Girón. En esta época formó el Banco de La Providencia para trabajar a favor de los pobres, que fue la base de Fundación Tierra Nueva. En 1976 la vida del Padre toma un giro radical, decidió dejar la orden salesiana para convertirse en sacerdote diocesano e ir a vivir en el sector de la Quito Sur, una zona marginal sin servicios básicos donde terminaba

la ciudad. “Opté por dedicarme a los pobres en un momento crucial de mi vida, vine donde terminaba Quito, no había luz, no había agua, era un lodazal cuando llovía, aquí se constituyó el primer Comité del Pueblo” como resultado de la lucha del pueblo por la tierra. En 1977 fundó la Parroquia Cristo Resucitado y fue nombrado Párroco de la misma, posteriormente consiguió la donación de un terreno para la construcción de una iglesia y una casa en la ciudadela Quito Sur. En ese período comenzó la formación de Comunidades Cristianas de Base desde donde realizó su labor pastoral, la acción comunitaria y la base de apoyo para la construcción de todas sus obras. Eran los tiempos de la Teología de Liberación y la opción preferencial por los pobres, que Carollo acogió desde lo profundo de su fe. “Valoré más la pobreza, que como dice el Evangelio es un camino de despojo, de servicio y no un camino de poder, soy anárquico en cuanto al poder”, dando a los pobres una categoría superior de reivindicación y dignidad humana, no solo en el sentido económico. En este marco, Carollo aborda sin temor temas complejos como las dictaduras militares, la violencia doméstica, la inequidad, el cuidado del ambiente y la pobreza como fuerza social, en sintonía con tres grandes referentes de la época, Mons. Cándido Rada, Mons. Alberto Luna Tobar y Mons. Leonidas Proaño.

Padre José Carollo durante su época de noviciado en Italia.


18

El sufrimiento de la gente, las enfermedades, la discapacidad eran su propio sufrimiento y su combustible para transformar realidades, por eso dedicó sus mayores esfuerzos para paliar las enfermedades construyendo el Centro Médico Tierra Nueva, que prestaba servicios de salud primaria y rehabilitación para personas con discapacidad, que luego se convirtió en maternidad. En el marco del trabajo pastoral, en 1982 fue nombrado Decano de la Zona Sur de Quito y en el año 1992 fue designado Vicario Episcopal del Sur, posteriormente fue nombrado Monseñor, título que él mantuvo en perfil bajo por su humildad y sencillez. Del mismo modo que por los enfermos, se preocupó por la infancia, abrió guarderías y casas de acogida para niños y niñas sin hogar. Junto con la Hna. Sigmunda Schnetzer, religiosa dominica alemana, realizaron las obras más relevantes como el Centro de Desarrollo Integral, CDI, el cual fue construido en un terreno donado por el señor Alberto Ponce, que fue gestionado por su sobrina, la señora Marcela De la Torre y la señora Carmen Vaca, asistente del Padre. El CDI fue construido con el aporte de donaciones gestionadas por Hna. Sigmunda y la ayuda de voluntarios como el Dr. Michel Broz.

Carollo entendió la cultura religiosa del pueblo creyente y la abordó desde la antropología, la teología, la cultura, el arte, la comunicación y la ecología, irradiando la visión de un Dios alegre, comprometido con los pobres y con la madre naturaleza.

MEMORIA

Vivir con pasión por el servicio Carollo amaba la vida y la vivía con intensidad entregado a su pasión por servir que comenzaba en la madrugada. Solía llamar a sus colaboradores desde las 5 de la mañana para que le acompañaran en sus recorridos y trabajos. “Cada amanecer es un don infinito de Dios” decía Carollo, “la meta no es un tope cualquiera, es el infinito de Dios” y Carollo hacía de cada día un momento extendido de la vida para servir, meditar, preparar y ofrecer la liturgia, visitar a los enfermos, ayudar a los pobres, compartir con los amigos un plato de pasta o un café y por supuesto construir sus sueños: iglesias, casas parroquiales, centros de salud, casas para los pobres, con el tiempo corto para tantas cosas, manejando su carro a alta velocidad, lo que incluso le provocó más de un accidente y anécdotas, que revelan otra parte de su personalidad. Carollo fundó Tierra Nueva para dejar la posta de su legado a una organización, con la misión de servir y ser para todos, especialmente para los más pobres, un camino de esperanza y de vida abundante, “con el compromiso de servir con compasión, asumiendo como propio el dolor del otro”. El resultado de la obra del Padre Carollo se plasma en más de 260 edificaciones que incluyen 64 iglesias, 35 casas parroquiales, 13 guarderías, 19 aulas y bibliotecas, casas, dispensarios médicos, escuelas, santuarios y las bases del Campus Sur de la Universidad Politécnica Salesiana. Sin embargo, sus obras emblemáticas en Tierra Nueva fueron el Centro de Desarrollo Integral, CDI, en Amaguaña, la Maternidad

Habitación Padre Carollo en la Quito Sur.

INSTITUCIONAL


19

Tierra Nueva y el Hospital “Un Canto a la Vida”, obras que fueron construidas en base de donaciones de amigos e instituciones de Ecuador, Italia, Alemania y Estados Unidos. No le alcanzó la vida material para ver funcionando el hospital, sin embargo, ahora es una realidad que cumple el sueño de Carollo.

La cultura religiosa desde la Antropología y la Teología Carollo no solo se entregó con devoción a su causa de construir para los pobres, fue un pastor visionario de su comunidad, tanto en El Girón como en la Quito Sur, donde fue un innovador de la liturgia con la música, la pintura, el arte y la participación alegre de los niños y la familia, renovando el esquema tradicional de la liturgia que se acostumbraba en la mayoría de iglesias. “Carollo entendió la cultura religiosa del pueblo creyente y la abordó desde la antropología, la teología, la cultura, el arte, la comunicación y la ecología, irradiando la visión de un Dios alegre, comprometido con los pobres y con la madre naturaleza, temas que eran poco conocidos en los años 70”, señala Giuseppe Tonello, Presidente de Tierra Nueva. Es complejo decía, “pero siento que Dios me exige que tienda la mano, entregándome al servicio de la vida”. Estas reflexiones, en su programa de Radio María, nos permiten comprender un poco más su filosofía teologal y sus preocupaciones de vida. Cuestionador del status quo, la inequidad, la vanidad del poder y la injusticia social, no vaciló en hablar alto y claro para expresar su pensamiento: “algo no funciona en la sociedad, vemos la realidad con una cultura de tristeza, de violencia, pero

la felicidad no se llena con las cosas materiales, me da mucha pena cuando veo a la gente que sale de la iglesia triste; no han encontrado al Dios vivo”. A pesar de los grandes desafíos y dificultades que afrontó, como la pérdida de sus dos hermanos que fueron misioneros en Morona Santiago, o la decisión de abandonar su orden religiosa Salesiana, Carollo estaba plenamente convencido de cuál era el combustible que alimentaba su misión en la vida: “la vida es alegría, necesitamos encontrar el gusto y la belleza de la vida para encender el corazón, la vida está destinada a hacer un canto de alegría, todos tenemos problemas por eso la vida es una conquista de cada día”, manifestaba con vehemencia en uno de sus programas de Radio María.

El fin o la expansión de la existencia Su vida modesta fue fiel a su palabra y a su pensamiento, coherente hasta el final. Esto era la base de su autoridad moral, que le permitió erigir su palabra con fuerza y contagiar sus sueños y esperanzas a miles de personas que estuvieron con él, que apoyaron sus obras, que le acompañaron hasta el final de sus días, con amor y solidaridad, como él siempre enseñó. Soñador del infinito, para él no hubo metas, la meta era el infinito. En sus últimos meses de vida tuvo que padecer una dolorosa enfermedad, sin embargo, mientras su cuerpo se marchitaba, su mente y su espiritualidad se expandían en la comprensión de lo profundo y simple de la existencia. “La enfermedad se vuelve un momento de alegría, un Kairos, el corazón se llena de alegría y anonadamiento. Aunque le vaya a llegar el final en pocos instantes, se siente la verdadera libertad, el despojo de todo, la


20

MEMORIA

posibilidad de un despegue más limpio, más radical, más fácil, se experimenta el verdadero amor al Papito Dios”, escribió Carollo en sus últimos momentos, con lucidez y profundidad, viviendo en un verdadero estado de sabiduría. El 13 mayo del 2005 partió el “Obrero de Dios, el ”Alcalde del Sur”, el “Padre de la Solidaridad”, el “Patriarca del Sur”, o simplemente el “Padrecito” como la gente llana aprendió a llamarle con cariño. En su testamento consignó: “Dejo como deseo profundo de todo mi ser que Fundación Tierra Nueva mantenga siempre los principios de servicio a los más pobres, y se vayan creando cada día más caminos de solidaridad…”. Estos principios son la memoria espiritual de Tierra Nueva heredados por sus precursores, como señala el Padre Graziano Masón, “el Padre Carollo y la Hna. Sigmunda son dos santos de nuestro tiempo”. Pablo Palacios N.

“Pepe dejó, a zaga de muchos caminos, rastros verídicos de un Dios vivo. Convivían con él su providencia, su inmediata creatividad, su energía consolidadora; evidente naturalidad de su inteligencia enamorada y de su amor sin sombra”. Monseñor Alberto Luna Tobar

INSTITUCIONAL


21

QUÉ ME DEJÓ EL PADRE CAROLLO

}} Nos enseñó el amor a lo que hacemos y el respeto a los compañeros de trabajo, no importa que lugar ocupen, sea jefe u obrero, nos enseñó a acercarnos más a Dios. Dr. Jorge Quinaucho, Odontólogo.

}} El Padre Carollo me enseñó a tratar con cariño y respeto a los pacientes para ganar su confianza, es algo que no se aprende en la Facultad de Medicina”. Dr. Jaime Benítez, Cardiólogo.

}} El amor y cariño hacia los pacientes y los compañeros del más grande y el más chico, porque para él todos éramos iguales y valíamos lo mismo. Era una persona muy grande, nos hacía valorar todo y nos servía hasta de portero. Él con su ejemplo, conseguía de todo lado los recursos con su carisma, su humildad y su fe. Yo lo veía como un padre. Vicky Rosas, Enfermera.

}} Yo le prometí a Dios si me podía graduar, era para poder ayudar a los demás. Pesó más mi promesa para quedarme en el hospital. Es un orgullo muy grande haberlo conocido. Dra. Anita Kellendonk, Dermatóloga.

}} Me dejó la enseñanza del amor a la vida, a cambiar el concepto de la vida. Dra. Patricia Jarrín, Cirujana Plástica. }} Me enseñó a confiar en Dios y en mí mismo. Cuando haya tormentas anclarnos de la mano de Papito Dios. Gabriel Ramírez, Director de Radio La Voz del Napo

}} El Padre me dio las herramientas para entender a Jesús. Él vivió un cambio radical cuando fue parte de los sacerdotes del Prado y empezó a meditar sobre el evangelio, eso le fue cambiando de ser una persona a veces impaciente a ser una persona sublime. Yo veía en Carollo a otro Jesús. Pablo Silva, Vicario Pastoral Social Caritas Napo.


22

MEMORIA

PADRE CAROLLO Y HNA. SIGMUNDA UNA AMALGAMA PARA EL SERVICIO

Michel Broz, Neouropediatra Cuando llegó al Ecuador la Hna. Sigmunda iba a la misa del domingo en la iglesia de El Girón, ahí empezó una profunda y larga relación con el Padre Carollo, que se fortaleció cuando se fue a vivir al sur de Quito, donde se produjo un encuentro y amalgama de dos almas gemelas al servicio de los más necesitados. “La Hermana Sigmunda era de esas personas que igual que Carollo se cansó de Europa, ella se sentía una misionera, era una persona con una mezcla de mucho cariño y consecuencia, era una persona amable pero determinante y trajo la experiencia de manejar jóvenes después de la guerra, ella sabía cómo organizar orfelinatos que aprendió en Alemania, después del conflicto bélico, donde se necesitaba apoyo para niños huérfanos, lo cual ayudó a reconstruir el tejido social en Alemania. Luego ella dijo “bueno he cumplido mi rol y entrego ese trabajo para empezar algo nuevo en Ecuador” entonces ella traía una gran experiencia de trabajo con niños huérfanos y abandonados, además era una comunicadora y excelente fotógrafa.” Pensando en los niños abandonados Sigmunda abrió el Hogar Santa Lucía, un lugar de acogida con un concepto de departamentos. Luego creó la casa Arcoíris para jóvenes vulnerables convirtiéndose en madre,

tutora y mentora de cientos de niños y niñas cuyas vidas transformó. Gracias a su apoyo muchos de ellos lograron cursar carreras universitarias y tener una profesión. La relación con Carollo fue fructífera y de gran ayuda para los niños huérfanos, niños con discapacidades y adolescentes en riesgo. Sigmunda apoyó a Carollo consiguiendo recursos económicos para todas las obras, pero dedicaron su especial cariño y abnegación para la construcción del CDI. “Cada vez que Carollo iba a Alemania me llamaba a almorzar (en la estación de trenes por lo general) y me pedía que le lleve al Centro de Pediatría Social en Múnich, que es un centro pionero en temas neurológicos para niños en Alemania. Cuando conoció el centro dijo “esto es lo que quiero para niños con discapacidad en

Hasta el final de sus días la Hermana Sigmunda continuó apoyando a Tierra Nueva, consiguiendo donaciones de sus amigos en Alemania, para lo cual escribía cartas manuscritas personalizadas para cada donante.

INSTITUCIONAL


23

Ecuador”. Consiguió el terreno en Amaguaña y pidió a Sigmunda su ayuda para buscar financiamiento, el cual vino principalmente de donantes de Alemania. Estuvimos con camiones y mucho lodo ayudando en el diseño de las aulas para la construcción. Fui a Tierra Nueva por seis meses pero como no podía seguir yendo, le propuse atender a todos los niños en mi consultorio, lo cual he venido haciendo desde 1994”. Hasta el final de sus días en Múnich, la Hermana Sigmunda continuó apoyando a Tierra Nueva, consiguiendo donaciones de sus amigos en Alemania, para lo cual escribía cartas manuscritas personalizadas para cada donante, con tanto esfuerzo y dedicación que sus dedos tenían ampollas, sin embargo no pedía ayuda, ella sabía que el mensaje debía realizarse personalmente, dejando escrita su huella misericordiosa. El Padre Carollo reconoció esta obra en una bella carta dedicada a Sigmunda: “te tengo una gratitud enorme y espero gastar todas mis fuerzas hasta el final en este servicio a los pobres, especialmente a nuestros chicos huérfanos y abandonados”. Hermana Sigmunda falleció en Alemania el 19 de Septiembre del 2016, dejando un legado de amor, servicio, compasión y compromiso con la vida, por lo cual el Arzobispo de Múnich dijo en su sepelio que Sigmunda era “El Lápiz de Dios”.

“Te tengo una gratitud enorme y espero gastar todas mis fuerzas hasta el final en este servicio a los pobres, especialmente a nuestros chicos huérfanos y abandonados”. Padre Carollo


24

MEMORIA

INSTITUCIONAL

IMPACTO SOCIAL DE TIERRA NUEVA

MARGARITA CARRANCO, EXDIRECTORA EJECUTIVA FUNDACION TIERRA NUEVA

“Conocí al Padre cuando éramos líderes juveniles en el barrio Mena Dos del sur de Quito. Recuerdo que los dirigentes del barrio le pidieron al Padre que construya una iglesia y él nos dijo que sí, pero que la comunidad tenía que aportar. La comunidad comenzó a recoger fondos pero no se recaudó mucho y le entregaron al Padre un sobre con el dinero, al ver el dinero dijo ¿qué voy a hacer con esto? luego soltó una carcajada y dijo “no se preocupen su ayuda es importante, yo consigo el resto del dinero que haga falta” y así fue, construyó una hermosa iglesia y creó una comunidad con lazos muy fuertes en lo social y lo religioso”. “Considero que Carollo es un instrumento de Dios y nosotros un instrumento de Carollo. Siempre desde joven estuve con el Padre, luego como Concejal y como directora de la Fundación. Como Concejal fui delegada del Alcalde Paco Moncayo para atender al Padre en todas sus necesidades y a veces en situaciones complicadas debido a que el Padre, en su afán de servir, construía sin permisos municipales. Como el sur estaba en pleno crecimiento, él recorría los barrios buscando zonas donde no existían servicios básicos o iglesias, cuando veía un terreno bien ubicado decía “este terreno esta bonito” y enviaba a su cuadrilla de obreros a hacer el cerramiento, poner bases y construir, luego hacía los trámites de legalización, aunque muchas veces el municipio clausuró las obras, por eso el Alcalde

Moncayo, quien le tenía mucha consideración, le llamó el “Alcalde del Sur”, pero decía también en broma que Carollo era “el principal invasor de tierras de la ciudad”. Como directora de Tierra Nueva tuve que asumir situaciones complejas, me ayudaba mucho pensar que haría Carollo en estas circunstancias, eso fue muy útil para encontrar las soluciones en momentos claves, como cuando realizamos la mudanza de los equipos del Centro Médico Tierra Nueva al nuevo hospital “Un Canto a la Vida”. El hospital no estaba ciento por ciento listo en su infraestructura e íbamos posponiendo las fechas de la mudanza, teníamos temor, estábamos tan acostumbrados al Centro Médico, hasta que un día el presidente de la Fundación me pidió que inicie el cambio al hospital. Fue una mudanza muy grande, compleja, que tomó varios días con camiones, una tarea de grandes proporciones. Al principio tuvimos muchas dificultades y pocos recursos para solventar las actividades regulares de la Fundación y los servicios del nuevo hospital. Poco a poco fuimos estabilizando las actividades del hospital, logramos actualizar y potenciar los servicios de imagen y la unidad de cuidados intensivos. Ahí estuvo nuestro personal con gran compromiso, trabajando horas extras por amor a la causa y por supuesto Carollo acompañándonos con su espíritu y con su aliento.

Margarita Carranco, ex Directora Fundación Tierra Nueva

Fundación Tierra Nueva se constituyó en la más importante obra social del sur de Quito por su impacto humano, social, religioso y cultural.


25

UNA HISTORIA DE VIDA CON EL PADRE CAROLLO CARMEN VACA, ASISTENTE PERSONAL DEL PADRE CAROLLO

Conocí al Padre en noviembre del 1968 cuando era párroco de la Iglesia de El Girón. Yo trabajaba en un banco pero la vida me dirigió hacia el Padre, con quien comencé a trabajar como su asistente. Mi primer trabajo fue hacer un censo en los barrios aledaños al Girón, ir de casa en casa, de familia en familia, luego el Padre visitaba cada familia, desde ahí impulsó la formación del Movimiento Familiar Cristiano y la construcción de la iglesia de El Girón con ayuda de la gente de la parroquia, para lo cual se ingenió una idea: vender cada metro cuadrado de construcción de la iglesia a las familias de la parroquia. No se pagaba arquitectos o ingenieros, todos venían con el gusto de ayudar. Simultáneamente se hizo un dispensario médico y un costurero, yo era la enfermera y debía poner inyecciones y sueros, curar heridas, pero yo nunca había estudiado enfermería. Todo el servicio era debajo de una grada. Los abogados le recomendaron tener una institución formal para que haga de manera legal las cosas, entonces se formó el Banco de La Providencia. La idea era crear un espacio para recibir y darse a la gente, la causa iba más allá de lo económico.

El momento de transición Tiempo después el Padre me contó que estaba en una crisis personal, la Orden Salesiana le envió a Machala de profesor en un colegio, “yo puedo volverme loco, reza

por mí”, me dijo. Después de unas semanas me contó que fue donde el Arzobispo de Quito, quien le autorizó a salir de la orden y ser diocesano, lo cual le permitió quedarse en Quito. “Tomo esta decisión no porque haya tenido problemas con mi comunidad, sino porque busco la plena realización de mi capacidad de trabajo en la actividad pastoral”, señaló Carollo en su carta de solicitud del Indulto de Secularización. Era el año de 1976, Carollo había tomado tal vez las más importantes decisiones en su vida: dejar la Orden Salesiana e irse a vivir en el sur de Quito. Vivió de la manera más humilde y pobre sin luz y agua potable. Con la ayuda de sus amigos de El Girón, poco a poco empezó una gigantesca tarea de construcción de iglesias, escuelas, puestos de salud, guarderías, funerarias, canchas deportivas, una obra de más de 260 edificaciones de servicio a la comunidad. El Padre tenía una visión de futuro integral basado en las necesidades sociales y espirituales de la gente, siempre con los pobres, siempre por el cambio, así comenzó el proyecto de la Universidad Politécnica Salesiana Campus Sur, junto con Álvaro Sáenz, Administrador Zonal de Municipio, el Centro de Formación Leonidas Proaño, el Centro de Desarrollo Integral para niños con discapacidad grave, CDI, en Amaguaña.

Carmen Vaca, Asistente del Padre Carollo


26

Previamente se trabajó con un grupo de familias con niños con discapacidad, a quienes se les trasportaba en camionetas para hacer terapias en la Fundación FINE en San Antonio de Pichincha, en la Fundación AMEN en Tumbaco y los exámenes neurológicos donde el Dr. Michel Broz. “Era muy duro especialmente para los niños, por eso vimos la necesidad de construir un centro de atención para niños con discapacidad grave, para lo cual gestionamos la donación de un terreno por intermedio de la señora Marcela De la Torre”. Al día siguiente de hacer el acuerdo verbal con el señor Alberto Ponce, propietario del terreno se comenzó a limpiar y cerrar el terreno. El Padre ya tenía una idea del modelo que quería construir y debía ser lo mejor que se haya construido para los niños con discapacidad.

La historia de la construcción del hospital Cuando el Padre comenzó el proyecto del hospital no teníamos dinero, muchos pensaban que era imposible realizar una obra así, pero con la ayuda de amigos, donantes y voluntarios, poco a poco se fue construyendo, habían donaciones importantes de la Orden de Malta, para lo cual se construyó en los terrenos del hospital una gran bodega y una guardianía, luego la obra quedó paralizada por falta de recursos. “El acceso era difícil porque los caminos eran un gran lodazal, cuando llegaba algo de dinero el Padre pedía al arquitecto Paco Arellano y el Arq. Armando Sánchez que avancen con lo que alcance el dinero”. Nunca aprobamos un solo plano en el municipio, cuenta el Arq. Arellano. Todas las obras que hicimos con el Padre eran verdaderos milagros. El Alcalde de ese entonces, Paco Moncayo,

MEMORIA

apoyó la obra con el alcantarillado, obras sanitarias y materiales de construcción. La ayuda económica de la Hermana Sigmunda fue providencial. La gente creía firmemente en la obra del Padre Carollo y había un gran deseo de apoyar la construcción del hospital. Esto se hizo evidente en eventos de recaudación de fondos como el Kilómetro de la Salud, para cubrir esa distancia con monedas de un dólar, el cual contó con el apoyo de medios de comunicación, artistas, figuras públicas coordinados por voluntarios a cargo de la señora Mary Kay Barrera. Cuando el Padre falleció la obra estaba inconclusa, estaba solo la estructura, sin mampostería, ventanas y acabados y creció la incertidumbre de poder concluir el hospital. Algunas personas eran pesimistas y sugerían entregar el hospital al Ministerio de Salud Pública. Otro grupo dijimos que había que continuar con este legado. Luego el Estado a través de dos gobiernos realizó donaciones importantes con lo cual se avanzó en los tramos finales. El trabajo de las ex directoras Mercedes Silva, Margarita Carranco y Gloria Dávila, junto con voluntarios y el equipo de Fundación Tierra Nueva, comprometieron su esfuerzo y compromiso en grados extremos para lograr equipar el hospital.

El servicio a los otros “Carollo decía que la oración no es un lloriqueo a Dios o pedirle cosas, la oración es un encuentro con Dios para demostrarle cómo estamos desgastando nuestra vida a favor de los demás. Siempre le gustaba orar en conjunto y nos enseñaba a orar, ahí nos preguntaba cómo hemos

INSTITUCIONAL

ayudado a las personas que venían a la Fundación. “El amor y la fe no es otra cosa sino la demostración del ser humano al servicio de los demás”, decía Carollo. Las oraciones siempre terminaban con pensamientos maravillosos, él estaba lleno de Dios y al mirarle uno sentía una espiritualidad especial. El Padre nunca dio un sermón sin haberse preparado, respetaba y daba la comunión a los divorciados, ahora él estaría muy de acuerdo con la filosofía del Papa Francisco, por eso en esa época él fue un revolucionario.


27

UNA HISTORIA VISIONARIA

DRA. FRANCISCA RIVADENEIRA, DIRECTORA DE SALUD, FUNDACIÓN TIERRA NUEVA

Uno de los sueños más grandes del Padre José Carollo fue construir un hospital que brinde servicios de calidad a la población del sur de Quito. Este sueño comenzó modestamente en 1984, en un pequeño consultorio con dos camillas en el sector de la Quito Sur.

leporino. Posteriormente se incorporaron los servicios de Salud Comunitaria y brigadas comunitarias con Timmy Foundation de Estados Unidos.

Las primeras acciones de salud de la Fundación fueron a través de los promotores comunitarios que hacían visitas domiciliarias para encontrar personas con discapacidad, pues las familias solían esconderlos por estigma. Se dividió las zonas por manzanas y se iba casa por casa atendiendo también a los enfermos, luego la atención se realizó en un pequeño consultorio con rehabilitación y pediatría, éramos muy pocos pero el Padre siempre quería que se aumente la atención, debido a que los servicios públicos eran muy precarios en el sur.

El terreno del hospital fue cedido en comodato por el municipio, por gestión de la familia De la Torre Ribadeneira, quienes iniciaron el proceso y luego entregaron el proyecto completo al Padre Carollo. Con donaciones de amigos e instituciones de Ecuador, Estados Unidos, Italia y Alemania se inició la construcción del nuevo hospital, en noviembre del año 2.000, se colocó la primera piedra con la visita de Timmy Global Health, del que en principio se llamó “Hospital Margie Luna” en honor a una niña, hija de padre ecuatoriano y madre americana, fallecida de leucemia en Estados Unidos.

En el año 1988 se abrió el Centro Médico Tierra Nueva con los servicios de Rehabilitación, Terapia Física y del Lenguaje, Consulta Externa con Pediatría, Ginecología y Medicina General. En el año 1992, se vio la necesidad de crear una área Gineco-Obstétrica y el 18 de marzo de 1998 se abrió la Maternidad Emmanuel, que luego se llamó Tierra Nueva. Además, se iniciaron las primeras brigadas médicas internacionales con Medical Mission For Children, quienes realizaron cirugías de labio

El nombre del hospital pasó por algunas transiciones como “Emmanuel” y “Tierra Nueva” hasta que el Padre José Carollo decidió que se llamaría “Un Canto a la Vida”, porque debía ser un hospital con jardines, flores, colores y un servicio alegre y humanitario que denoten la alegría de vivir. El Padre José Carollo hasta el final de sus días trató de terminar la construcción del hospital pero quedó inconcluso. Los directivos de la Fundación continuaron con su obra, hasta que el 2 de enero del


28

MEMORIA

2007 se abrió la Consulta Externa. “No teníamos ventanas se nos entraba la lluvia y teníamos que secar todo”, comenta la Dra. Patricia Jarrín, Primera Gerente del Hospital del Padre Carollo. El 13 de agosto del 2010, durante la gestión de Margarita Carranco, como directora Ejecutiva, se trasladan los equipos y el personal desde el Instituto Médico Tierra Nueva hasta el nuevo hospital, donde se incorporaron progresivamente los servicios de cuidados intensivos, neonatología e imagen, que fueron conseguidos en base a un crédito contratado en el Banco de Desarrollo del Ecuador y donaciones de organizaciones como Manos Unidas de España, cuya Presidenta es la Reina Sofía, quien visitó el Hospital en el año 2011.

Hospital Padre Carollo, vista actual.

Los desafíos del futuro El área quirúrgica del hospital incrementó el número de cirugías en más de un 10% en el 2017, gracias a un plan de fortalecimiento que incluyó cambios en la infraestructura requeridos por el Ministerio de Salud Pública y la implementación de equipos de laparoscopía quirúrgica que nos permiten realizar cirugías con la mejor tecnología. Estamos planificando el crecimiento en base a proyectos para fortalecimiento de los protocolos de seguridad y guías de práctica clínica, así como el plan de médicos asociados. Dr. Gustavo León, Coordinador de Servicios Quirúrgicos.

Hospital Padre Carollo, vista actual.

INSTITUCIONAL


29

MEMORIAS DE LA TIERRA NUEVA

Vicky Rosas

Gladys Gallardo

El Padre me dejó la enseñanza de ser solidaria con los más necesitados. Me decía que tengo buen corazón pero no tengo fe, él me enseñó a tener fe y a confiar en mis capacidades. Cuando organizaba las brigadas médicas, yo calculaba atender a 200 pacientes según las medicinas que teníamos y él me decía atendamos 300, no te preocupes por las medicinas y las medicinas llegaban…..

Lo conocí en 1988 en la guardería de la Quito Sur, donde funcionaba un pequeño servicio de rehabilitación, que no era más que un cuarto con una mesa, una cocineta y dos camillas, donde es ahora la guardería, ahí comenzó la Fundación.

Enfermera Hospital Padre Carollo

Él iba a todos los servicios dando vueltas, viendo las necesidades. En emergencia teníamos dos camillas viejas, un escritorio, una silla y un mueble pequeño donde guardábamos las gasas. Luego él vino con la caja de las limosnas para hacer el coche de paro… después nos llegó de Italia un coche de paro que estaba oxidado, lo reparamos y nos duró 8 años. Para la gente que no podía pagar nada, él creó una especie de recibo que decía -Padre Carollo paga- todo con el fin de ayudar a los demás.

Auxiliar de Enfermería Hospital Padre Carollo

Yo me quedé viuda con 4 hijos, mi hijo más pequeño se enfermó y me recomendaron que le lleve al dispensario del Padre Carollo, donde le detectaron soplo al corazón. Le pedí que me ayude a conseguir un trabajo y él me dijo “tranquila hija, tú vas a trabajar conmigo”, pensé que me quería como empleada doméstica, pero me dijo “estoy construyendo el lugar donde tú vas a trabajar” y era el Centro Médico, que se abrió un lunes 19 de noviembre de 1990. Yo no sabía nada de salud pero él me puso de auxiliar en rehabilitación, para mí era como un sueño vestirme de blanco. Cuando entré a trabajar él me permitió estudiar y que mis hijos crezcan en el Centro Médico, fue como un milagro.

Vicky Rosas, Enfermera

Él quería los centros de salud como brazos extendidos en la comunidad, tener centros médicos en cada barrio. Gladys Gallardo, Auxiliar de Enfermería


30

Norma Maldonado,

Abogada de Fundación Tierra Nueva

El Padre me salvó la vida Norma sufrió un grave accidente viajando en taxi en Caracas, tres personas fallecieron y ella salió ilesa únicamente con lastimaduras de vidrio en su rostro, era el mismo año en que el Padre Carollo falleció y ella adjudica al Padre Carollo el haberle salvado la vida. Inició su trabajo en 1984 como voluntaria, luego como trabajadora social y como abogada, hasta la presente fecha. Una testigo presencial de la mayor parte de la historia de Tierra Nueva y la vida del Padre Carollo en el sur de Quito. “Se puede afirmar que el trabajo de la Fundación se inició con las comunidades eclesiales de base y luego con el equipo de la pastoral de salud, quienes iban de casa en casa preguntado si existen personas con discapacidad y visitando a los enfermos que no podían salir, a partir de lo cual se hizo un mapa de discapacidad en el sur de Quito. En las misas, el Padre creaba conciencia de que las personas con discapacidad tienen un lugar en la familia y la sociedad y que se les debe aceptar”. El trueque y el intercambio La Fundación realizaba brigadas médicas especialmente en la costa, pero también venían a operarse en el Centro Médico. “Las familias del sur les recibíamos en nuestras casas hasta por un mes y se practicaba el trueque, ellos traían pescado, verde, frutas y se iban con camiones llenos de ropa, juguetes y provisiones de

MEMORIA

INSTITUCIONAL

regreso. Después el Padre nos enviaba a nosotros y a los pacientes a las aguas termales de Nangulvi para que el personal se reponga del intenso trabajo”. Entre rezos y bombas lacrimógenas El Padre fue un promotor de las causas sociales e impulsaba a la comunidad a actuar por sus derechos. Cuando venían las marchas de los indígenas hacia Quito, el Padre nos enviaba a darles el encuentro en la carretera para atenderles con fisioterapia y curaciones. Abogó para que la comunidad presione por la apertura de los servicios del Hospital del Sur, que concluyó con la toma del hospital durante un mes, en señal de protesta. “La gente se movilizó junto con las madres de la Mena Dos, la policía les desalojó con bombas lacrimógenas pero muchos se quedaron. Al final se logró que el hospital abra sus puertas y preste servicio preferencial a la comunidad. Hay que defender los derechos nos decía”

Norma Maldonado, Abogada de Fundación Tierra Nueva

María Elena Vasco, Enfermera, Responsable de la Unidad Móvil de Fundación Tierra Nueva Hay que aprender y perdonar 70 veces 7 Conoció al Padre Carollo cuando tenía 14 años, su papá fue el primer promotor de salud que formó el Padre, con otros voluntarios como Marianita Velasco, Julia Ayala, Segundo Vasco, Marujita Hidalgo y José Vasco, quienes iban a hacer visitas domiciliarias a los enfermos en la zona de la Quito Sur en el año 1978. Ellos prepararon y abrieron el terreno de la labor de salud de Fundación Tierra Nueva.

María Elena Vasco, Enfermera, responsable de la unidad móvil de Fundación Tierra Nueva


31

“Mi tío se llamaba Anacleto Vasco pero el Padre le dijo “ese nombre no te queda bien, desde hoy te llamarás José”, como le conocen hasta ahora”. También les formó como ministros de la eucaristía a pesar de que algunos tenían problemas con el alcohol y dificultades en sus vidas personales. Dos médicos voluntarios belgas comenzaron a dar vida a la rehabilitación y consulta externa, con pediatría y un botiquín, así comenzó Tierra Nueva, en esta modesta y sencilla instalación. A las personas con discapacidad les ofrecíamos un servicio puerta a puerta para ir a rehabilitación. A él no le importaba si la gente era de izquierda o derecha, si eran ricos o pobres, si tenían título o no, lo que le importaba era el compromiso que tenían, su capacidad de servir, amar y perdonar, por eso el Padre nos recordaba que hay que aprender a perdonar 70 veces 7.

Brigadas Médicas Quirúrgicas Internacionales: El origen Dr. Luis Piedrahita

Líder de Brigada Médica Because We Care

El Dr. Piedrahita, cirujano especialista en Ortopedia Pediátrica, es el líder de la brigada médica Become We Care, del hospital de Tucson, Texas, que viene anualmente a realizar cirugías ortopédicas para niños y adultos, cumpliendo con una labor de voluntariado que ha significado la transformación de cientos de vidas de niños y adultos a lo largo de estos años. “La motivación para hacer las brigadas comenzó cuando yo estaba trabajando en Ecuador y venían pacientes que no tenían recursos, yo me sentía frustrado por no poder atender y practicar mis conocimientos de ortopedia pediátrica, que afecta más a pacientes pobres con deformidades, por eso decidí salir del país a especializarme para poder regresar con recursos y equipos para cumplir con este sueño. Comencé hace 19 años organizando la brigada quirúrgica del grupo CAMTA de Canadá en el hospital Padre Carollo, donde establecimos procedimientos muchos de los cuales se mantienen hasta el presente. Ahora son más complejos los requerimientos de las autoridades sanitarias, pero creo que ayudamos a abrir los caminos para todas las brigadas. Ahí también conocí al Padre Carollo y con él organizamos la primera sala de operaciones en el Centro Médico Tierra Nueva. Organizar la brigada es un tema muy complejo pero la satisfacción de venir al Ecuador y ayudar a la gente es

Dr. Luis Piedrahita, Líder de Brigada Médica Because We Care.

una experiencia única, por el contacto con la gente de todo el país. Nosotros entregamos el cien por ciento de la misma calidad con la que atendemos a los pacientes en Estados Unidos. La gente suele llorar de agradecimiento y no puedo experimentar algo más conmovedor. Ahí te das cuenta de la suerte que tienes y eso es algo clave, que ayuda en tu crecimiento personal. Yo me siento parte de Tierra Nueva y del hospital, hay una relación de amistad y respeto mutuo, creo que hay espacios que debemos fortalecer para el acercamiento con los médicos del hospital, a fin de intercambiar experiencias y conocimientos. Por nuestra parte estamos muy abiertos y agradecidos.


32

MEMORIA

Los orígenes del Hospital y el CDI Marcela de la Torre

benefactora Fundación Tierra Nueva

No deberíamos dormir tranquilos viendo a gente en situación de abandono, maltrato y enfermedades, dice Marcela De la Torre, voluntaria y benefactora de muchas causas sociales y religiosas. Esta es su historia de los orígenes del Hospital Un Canto a la Vida y del CDI, en los cuales Marcela y su familia tuvieron un rol precursor. “Siempre nos preocupaba la desatención de salud para los pobres, lo que nos llevó a la idea de construir un hospital. Después de largas gestiones, el ex Alcalde de Quito, Rodrigo Paz nos ofreció el terreno pero no teníamos personería jurídica, por lo cual se acordó entregar el terreno en comodato a una fundación local, con la condición de comenzar a construir al cabo de cinco años. Pedimos al Padre Carollo su ayuda y asesoría y comenzamos con mucho entusiasmo a trabajar en el proyecto, la idea era construir un “hospital metropolitano del sur de Quito”, que se llamaría Emmanuel” (Dios está con nosotros). El proyecto logró despertar el interés de mucha gente, amigos e instituciones que donaron dinero y equipos. “La señora Carmen Vaca era la encargada de dar seguimiento a todas estas gestiones. Buscábamos nombres conocidos en la guía telefónica y llamábamos a las personas, íbamos de empresa por empresa pidiendo apoyo”.

INSTITUCIONAL

El valor de la palabra Poco a poco se construyó el cerramiento, se rellenó y niveló el terreno, sin embargo, los recursos no fueron suficientes. Luego de los cinco años de plazo del comodato del municipio, la familia decidió que lo mejor era entregar el proyecto al Padre Carollo. “Llegamos a un acuerdo de manera verbal, sin papeles ni contratos, todo en base a la confianza y la voluntad, pero la Fundación que originalmente tenía el comodato decidió hacerse cargo del terreno y nos acarreó largas discusiones hasta lograr llegar un acuerdo para que el terreno pase a manos del Padre Carollo. El Padre casi perdió la cabeza con el acuerdo, él era una locomotora, se llevó todos los papeles para lograr que el municipio traspase el comodato a Tierra Nueva”.

Los desafíos del futuro El Hospital ha tenido logros técnicos y administrativos, el logro técnico es que estamos atendiendo patologías y casuísticas que se atienden en cualquier hospital grande de la ciudad y estamos formando nuevos profesionales. A nivel administrativo es un logro importante ser una Fundación sin fines de lucro, que logra mantenerse sustentable, prestando atención médica que es uno de los servicios más costosos que existen. Dr. Gonzalo Aguirre, Director Médico del Hospital Padre Carollo

Marcela de la Torre, benefactora Fundación Tierra Nueva


33

Así se inició esta obra que le trajo mucha ilusión pero también preocupaciones y dolores de cabeza. “A veces me llamaba por la noche y me preguntaba ¿será que lo podemos hacer? Yo le decía que sí porque esta obra es una inspiración de Dios”. Mientras tanto la familia seguía apoyando a la maternidad Emmanuel que brindaba un enorme servicio a la comunidad. También en esta época el Padre Carollo estaba buscando un terreno para construir un centro de atención a los niños con discapacidad que llenaban las pequeñas instalaciones del área de rehabilitación del Centro Médico. Le llamé por teléfono a mi tío Alberto Ponce y le dije - el Padre Carollo quiere un terreno para los niños con discapacidad de la Fundacion y accedió de inmediato a donar 20 mil metros de terreno- Así comenzó esa otra gran historia de servicio y amor que es el CDI en Amaguaña. Padre Julián Vallotto.

“Llegamos a un acuerdo de manera verbal, sin papeles ni contratos, todo en base a la confianza y la voluntad”

Padre Julián Vallotto Hay que recuperar la humanidad

El Padre Julián es Vicario Parroquial en la parroquia Cristo Resucitado, trabajó en Marruecos y algunos países africanos de población musulmana. Su gran experiencia, ahora está en beneficio de las comunidades del sur de Quito y del norte de Esmeraldas, donde impulsa el proyecto de vivienda y desarrollo “Villa Alegría”.

Las nuevas formas de pobreza en el sur de Quito La idea matriz de Tierra Nueva y que el Padre Carollo tenía muy claro es “los últimos”. Una búsqueda incesante de los que son los últimos, los pobres. Ahora vemos que hay una variedad de formas de pobreza, especialmente en el ambiente urbano, que se desarrollan en el alcohol, las drogas, la tecnología y la distancia entre quienes tiene los medios para enfrentar las formas de la vida de hoy y los que son excluidos. Imaginemos a los ancianos frente a la tecnología, esta distancia se hace cada día más grande, también la pobreza urbana muestra gente en la calle que es excluida. El reto es intuir estas nuevas formas de pobreza que se están produciendo en el


34

contexto urbano y ofrecer soluciones. Creo que Tierra Nueva puede ser un laboratorio de soluciones, como un centinela vigilante y experimentar pequeñas soluciones para proponer a la sociedad y entes públicos, para lo cual haría falta un estudio sobre el ambiente urbano, porque es evidente que es aquí donde se pueden entrever las nuevas formas de fragilidad y exclusión social. Hay que investigar la realidad Algo que ayudaría a refrescar la visión de las necesidades es una investigación sobre las nuevas formas de pobreza que podría hacer la universidad, el sur es una ciudad completa y hay que estudiar el territorio, hay que tener múltiples lecturas de su realidad para entender cuáles son los factores de marginalización y de desestructuración, mucha gente que viene al sur tiene una historia campesina y le toca enfrentar rupturas sociales. Es necesario entender las enfermedades del tejido social por pérdida de la estructura social, que luego pueden incidir en enfermedades físicas. Tierra Nueva en la memoria colectiva Tierra Nueva ha significado mucho para la vida de las personas. En la memoria colectiva Tierra Nueva es servicio a los pobres, esta identificación con las clases menos importantes ha sido un testimonio. Todavía hay mucho por hacer: lo social, lo profesional y lo espiritual deben ir juntos en el servicio para lo cual hay que cultivar las relaciones con la gente a través de la motivación espiritual. Hay que enfrentar los problemas de la Bioética que son problemas fronterizos entre la vida y la muerte y entrar en un discurso de cultivar la espiritualidad en la profesión médica. Son retos que hay que asumir y trabajar.

MEMORIA

INSTITUCIONAL

Hablar de Carollo es hablar de un testimonio de vida Pablo del Hierro

Director del Centro de Formación Mons. Leonidas Proaño

Qué significa hablar del Padre Carollo Hablar de Carollo es hablar de un testimonio de vida que fue construyendo desde la práctica. Al conocer al Padre me impactó su sencillez y compromiso y eso sólo se puede entender desde la espiritualidad, comprendiendo el proyecto de Cristo de construir el reino de Dios con justicia, con solidaridad, con el dar la vida por los demás. El Padre asume su obra desde los preceptos del Concilio Vaticano Segundo, Medellín y Puebla, que plantean una iglesia hacia afuera, con una dimensión social y un compromiso evangelizador, una iglesia abierta con la participación activa de los laicos en la construcción de las comunidades eclesiales de base. Por eso convocó a muchas organizaciones religiosas que asumieron el trabajo pastoral, la evangelización con el compromiso social, la fe con la vida, la vida unida a los temas sociales. Él daba respuestas a las necesidades de la gente desde una enfoque evangélico, ser cristiano desde una práctica concreta, el Padre decía que a Jesús se lo encuentra en lo sencillo, por eso nunca le gustó los privilegios. “Si quieres ser el primero, que sea en el servicio de los demás”.

En ese contexto el Padre Carollo se convierte en el constructor de una iglesia comprometida con la problemática social, una iglesia que tiene la misión de anunciar la buena noticia y de denunciar las injusticas, una iglesia con una visión sencilla pero profunda en una comunidad que unió la fe y la vida. Cuál era la fuente de la fortaleza del Padre Vivía una espiritualidad profunda, la oración desde la contemplación de la realidad, por eso es importante recuperar la memoria del Padre, porque lo que hacía es anunciar y vivir el proyecto de Jesús, por eso a él no le gustaba los reconocimientos, él hacia las cosas por amor, por servir y no por reconocimientos. Cuando uno cree en el proyecto de Jesús, que es la construcción del reino, tenemos una tarea y una misión,


35

cómo hacer de esta sociedad un cielo nuevo y una Tierra Nueva. Cuando creemos en el proyecto nada nos cansa, nada nos desanima, siempre buscamos ir hacia adelante. Por eso él puso el nombre Tierra Nueva a la Fundación, para ayudar a construir una realidad social donde se viva desde los términos de la solidaridad, de la justicia, del compromiso. Formando una nueva humanidad Pienso que hoy Tierra Nueva tiene que ir generando nuevos procesos sociales, ir formando una nueva forma de humanidad, llegar a los lugares donde está la gente para formar comunidad. A más de los servicios de salud, de educación y de protección tiene que tener un componente de organización social, para que la gente del sur tome conciencia y sea protagonista de una nueva sociedad. Hay que soñar en un sur de Quito diferente, un sur con propuestas. Antes había un imaginario de pobreza y a los pobres se les ha tratado como pobres, la propuesta de Carollo era dar dignidad a las personas y construir procesos donde el centro sea la persona. Qué piensa que diría el Padre Carollo ahora El Padre diría que la gente se siga comprometiendo, que comparta, que sea solidaria y que construya comunidad dentro de una organización tan grande como es ahora, hay que formar una espiral que genere procesos internos y externos. Tierra Nueva no es una ONG cualquiera, su trabajo debe tener un valor agregado, que es el aportar a un cambio social y aportar a seguir soñando que es posible construir una Tierra Nueva, un cielo nuevo, una patria nueva y eso es un gran desafío.

Tierra Nueva es una organización que busca redifinirse Verónica Albarracín

Gerente General de la Cooperativa Maquita Cushunchic

Tierra Nueva es una historia llena de fe, de compromiso, de austeridad para que la gente tenga acceso a sus servicios más básicos. El Padre Carollo era un ser compasivo y buscaba ayudar a aliviar el dolor del otro, por eso dio énfasis al programa de salud de la Fundación. Ahora Tierra Nueva es una organizacion que busca redifinirse, ser lo suficientemente fuerte para continuar ayudando a la gente que más necesita y si no existe un liderazgo lo suficientemente sólido para mantener esos principios y valores, podemos convertirnos en una organización que presta servicios, pero no necesariamente enfocados a las personas que más necesitan, ahí hay un riesgo que tenemos que saber administrar y gestionar para que eso no suceda. Tierra Nueva tiene un posicionamiento en la sociedad y en donantes internacionales que se caracteriza por su transparencia, por el trabajo comprometido del equipo y eso hay que mantenerlo, tenemos que ser muy cuidadosos de cómo gastamos, en qué gastamos, de ser muy eficientes para dar más. Tambien hay un entorno diferente con un Estado que ha asumido muchos servicios de educación y salud, lo que podría llevar a cuestionarnos si somos necesarios en esta sociedad, yo creo definitivamente que sí porque las necesidades van más allá de las que logra cubrir un solo agente, con la calidad necesaria.

Economista Verónica Albarracín

Tender los nuevos puentes Hay mucha historia lo suficientemente sólida para mantenernos en sintonía con lo que el Padre soñó. Más allá de redifinir nuestras estrategia, ampliar o redimensionar nuestros servicios de salud, hay programas que debemos mantenerlos como son: salud comunitaria, las brigadas médicas, la atención a los niños con discapacidad en el CDI. La pregunta es ¿cómo hacerlo, dando un servicio a las personas que pueden pagar, podemos atender con calidad a las personas que más necesitan?. El círculo positivo de las alianzas Hay organizaciones fraternas alrededor de Tierra Nueva como el FEPP, la Fundación Maquita, la Cooperativa Maquita Cushunchic y debemos estar claros que nuestras actividades no nos permiten satisfacer las necesidades de salud, educación o protección social,


36

entonces debemos apoyarnos en Tierra Nueva para llegar con más servicios a nuestros clientes, dando beneficios para que puedan acceder a los servicios de la Fundación. Sin crear modelos complicados, nuestra gestión social puede ser mas amplia de lo que es y ese “algo más” puede hacerse a través de Tierra Nueva. Las personas que trabajan en Tierra Nueva son bendecidos de trabajar en una institución que busca trascender en el tiempo y que busca algo más que una sostenibilidad financiera. Tierra Nueva no es de nadie y es de todos, no tiene accionistas, no hay dividendos, es del pueblo y de los pobres y hay que estar claros en eso. Quienes trabajan son bendecidos porque tienen la oportunidad de trabajar, dar sus conocimientos, de servir, de estar en contacto con el dolor y la pobreza y esa suerte no la tiene todo el mundo porque esas experiencias humanizan. Me gustaría que los colaboradores de la Fundación vean su trabajo como una misión, que Dios les puso para hacer algo más por los demás, que piensen que seguramente están atendiendo al mismo Dios, “porque estaba enfermo y me visistásteis”, tienen la posibilidad de ver a Jesús en un anciano, en un enfermo y eso debe dar un sentido diferente a sus vidas. A veces el día a día nos impide ver el bosque, a veces el día a día nos impide ver lo grande que estamos haciendo, el tema es no dejar de ver la obra, no dejar de ver el impacto del trabajo en los demás, hay un defecto en los humanos y es que siempre nos concentramos en las dificultades o en lo que nos salió mal y dejamos de ver lo bueno que hemos hecho, la mirada dulce de un paciente que nos agradeció.

MEMORIA

El sur no seria el sur sin Carollo El sur de Quito era casi un pantano, la obra del Padre transformó en buena medida al sur, con una obra que dio dignidad a la gente, estimuló a la gente a hablar por sí mismos, a defender sus derechos y su capacidad de producir. Realmente el sur no seria el sur sin un señor llamado José Carollo. Tal no hay una familia en el sur cuyos abuelos o padres no hayan conocido o escuchado hablar del Padre Carollo

INSTITUCIONAL

Ser voluntario te calienta el espíritu

Qué diría el Padre al ver ahora a Tierra Nueva Creo que estaría felíz, que estamos haciendo las cosas bien, que sembró en tierra fértil, que hay miles de personas que creemos en lo que él creía y que confiamos que una nueva tierra es posible.Tierra Nueva tiene un futuro maravilloso, va a ser un referente de organización social y va a venir mucho del cielo en la medida que nosotros trabajemos.

Ahora Tierra Nueva es una organizacion quebuscaredifinirse,serlosuficientemente fuerte para continuar ayudando a la gente que más necesita

Mary Kay Barrera, voluntaria Mary Kay Barrera coordina las brigadas médicas de cirugía que vienen dos veces al año desde New York, una iniciativa que comenzó hace 20 años en conjunto con su hermano, el médico Rafael Barrera, residente en New York y con su esposo el empresario Carlos Dassum. Comencé a trabajar como voluntaria en Tierra Nueva desde hace 20 años, para mi familia y mis hijos ha


37

significado muchas veces espacios de ausencia por el tiempo que demanda organizar e implementar las brigadas, pero ellos también fueron voluntarios de Tierra Nueva desde sexto grado hasta sexto curso, esa fue su formación de vida. Cuando mi hija nació, falleció mi madre y viví momentos muy duros, entonces mi hermano Rafael, que era médico en un hospital en New York, me llamó y me dijo que quería hacer algo por el país y traer a unos cirujanos para que operen, yo le dije que no quería tener más sufrimientos, pero me convenció de hacerlo por una sola ocasión, una brigada de cirugía para cáncer de cuello y cabeza, quemados, labio leporino y paladar hendido, esa fue la idea de Rafael y yo tenía que levantar los fondos para el transporte, comida, alojamiento, buscar equipos y los trámites de autorización, pero primero teníamos que encontrar un hospital. Mi amigo Pedro Álvarez dijo vamos a conocer al Padre Carollo y llegamos al Centro Médico, que en realidad era un consultorio en un cuarto, ahí le conocí al Padre Carollo. Fundación Sonrisa nos prestó las máquinas de anestesia portátiles, mi papá me prestó una lámpara

cielítica, me preguntaban si sabía de salud y les dije que nunca en mi vida, aun así me facilitaron los equipos. Para la recuperación tuvimos que poner a los pacientes en una funeraria que tenía el Padre Carollo. Había que traer todos los insumos y teníamos que gestionar transporte y permisos, los trámites eran engorrosos y complicados, todo era corrupto, yo fui detenida aduciendo traer equipos médicos sin autorización. Tuve la ayuda del Coronel Esteban Garzón, quien nos ayudó a conseguir aviones para traer los insumos y equipos, el traslado de la carga lo hacían los obreros de la fábrica de mi esposo. Ser voluntaria me ha enriquecido el corazón, me ha calentado el espíritu, me he visto como instrumento para la felicidad de los demás, haciendo cosas de magnitud que no puedo explicar cómo lo pude hacer. El caminar por el sendero de los que no tienen algo en el corazón es más triste, pero el amor lo cambia todo, Carollo tuvo una buena semilla y una buena tierra. Yo prometí estar con él hasta que esté listo el hospital, pero hasta ahora continúo.

Los desafíos del futuro A futuro la meta sería convertirnos en un Hospital referente y docente que forme nuevos profesionales en todas las ramas de la medicina. Una de las acciones que buscamos es la investigación con las estadísticas propias de la Fundación y realizar estudios de carácter experimental. Dr. Gonzalo Aguirre Director Médico del Hospital Padre Carollo

Por un mundo más bello, justo y solidario

Padre Graziano Masón El Padre Graziano Masón fue misionero en Chile en 1970, durante la época del gobierno de la Unidad Popular, donde animó el trabajo de los campesinos por la tierra. Al estar en peligro su vida después de caída del gobierno de Allende, tuvo que salir del país, primero a Argentina y luego Ecuador, a Muisne concretamente, donde trabajó ocho años con las comunidades afroecuatorianas. Por defender los derechos de los campesinos fue encarcelado junto al Padre Giulliano


38

Vallotto, por lo que debió salir de Muisne y venir a Quito, donde el Padre José Carollo les ofreció acogida en su parroquia de la Quito Sur. Aquí germina la maravillosa historia de Maquita Cushunchic, que inició la comercialización de productos comestibles en las calles de la Quito Sur y ahora es un conglomerado social con una fuerza nacional e internacional en el comercio justo. Graziano y Carollo son el ejemplo de creer que es posible transformar realidades, creer en la capacidad de gente humilde en hacer grandes cosas. Tierra Nueva, la Cooperativa Maquita, Fundación Maquita y el FEPP han sido gestores de un cambio silencioso pero sostenido y profundo para mejorar la calidad de vida, la salud y la dignidad de los ecuatorianos.

MEMORIA

Mensaje a Tierra Nueva Hay que recordar siempre su testamento y su misión de servicio a los pobres, él lo dice de una manera muy clara. Yo quiero decir a Tierra Nueva que el trabajo que están haciendo es muy noble y excepcional, que tengan fuerte espiritualidad, sean siempre correctos, sean buenos servidores y siempre lo hagan con alta calidad y con absoluta transparencia, porque de esta manera avanzará Tierra Nueva, Maquita, el FEPP y todos, con la fuerza de Cristo liberador seguiremos avanzando. Nuestro sueño es que el mundo sea más bello, justo y solidario, esto cada día nos anima y nos dice no pierdan tiempo porque la vida es un regalo de Dios.

INSTITUCIONAL

Recuperar y fortalecer el espíritu de origen

Cuál era el secreto de Carollo El secreto del Padre Carollo primero ha sido su espiritualidad, él nos enseñó a orar de una manera profunda, sencilla, muy concreta, hablando de los problemas de la gente, del servicio, de la solidaridad, de la alegría, una espiritualidad bella, profunda, sencilla y abierta al encuentro con Dios. Lo segundo es la capacidad de trabajo, de hacer que la gente que caminaba con él sintiera la fuerza y la motivación para transformar el mundo. No dejaba pasar ninguna cosa, había cien problemas al mismo tiempo que él lograba resolver con su estilo propio.

El Padre Carollo nos enseñó a orar de una manera profunda, sencilla, muy concreta, hablando de los problemas de la gente, del servicio, de la solidaridad, de la alegría, una espiritualidad bella, profunda, sencilla y abierta al encuentro con Dios. Padre Graziano Masón

Dra. Patricia Jarrín, Coordinadora de Brigadas Médicas

La fe son obras y el Padre lo practicaba, él fue un ejemplo y práctica de dar de comer al hambriento y sanar al enfermo, por eso él hizo esta gran obra que nadie creía, haciendo de ésta una institución única y distinta, por lo tanto debemos ser referentes de estos principios. Para él la Fundación era muy importante, pero lo más importante era la parte humana de la gente, por eso es necesario estudiar la memoria de la institución y su fundador, que es donde están las bases, el fundamento y el origen de esta gran institución. Esto ayudará a fortalecer el espíritu de origen y hacernos crecer como institución.


39

BALANCE SOCIAL FUNDACIÓN TIERRA NUEVA ATENCIÓN A PERSONAS SIN RECURSOS ECONÓMICOS (S/R)

Fondo Económico Anual

2017

Valor USD

No de Beneficiarios

Fondo Madre Sigmunda (exámenes y medicina)

20.000

570

Fondo Timmy (atenciones en el hospital)

24.000

350

Fondo solidario Hospital P. Carollo (Pacientes s/r)

42.000

900

Fondo Hermanas de la Presentación (Pacientes s/r)

3.000

60

Brigadas Médicas Oriente (2) Fundación Tierra Nueva

12.500

720

Aporte Fundación Tierra Nueva para Brigadas Extranjeras

52.607

00

Aporte de Brigadas extranjeras (costeo de 5)

588.164

394

Brigadas comunitarias (6) Timmy y odontológica

43.200

3.100

Personas con enfermedades crónicas (visita médico y medicinas) Timmy y salud comunitaria

206.280

382

TOTAL

991.751

6.476


40

MEMORIA

SISTEMA DE PROTECCIÓN SOCIAL Actividades realizadas en el 2017

ACTIVIDAD

Atenciones psicológicas clínicas y educativas

Nuevas miradas en Protección Social Elena León, Directora de Protección Social

POBLACIÓN ATENDIDA Y ACCIÓN REALIZADA

N° DE ATENCIONES

1.922

INSTITUCIONAL

Adolescentes Jóvenes Familias

Fortalecimiento del grupo de Historias Juveniles

240 asistentes en el año 23 encuentros

Jóvenes se reúnen dos veces al mes

Grupo terapéutico

77 participantes

Hombres y mujeres mayores de 18 años de edad, que participan en el grupo terapéutico

Grupo de padres ¿Cómo mantener relaciones saludables con sus hijos?

95 PARTICIPANTES

Cada tercer jueves de cada mes

Bancos cooperativos

30 Bancos cooperativos 450 socios y socias

Proyecto de la Cooperativa Maquita Cushunchic, con la participación de niños, niñas, adolescentes, jóvenes, familias, adultos.

Visitas domiciliarias

6.800 atenciones

Se visitan a personas de la tercera edad en sus casas brindándoles atenciones médica y medicina

Unidad Móvil

5.000 atenciones

Servicios de odontología, medicina general y farmacia.

Dirige el Sistema de Protección Social de Fundación Tierra Nueva desde hace 2 años. Este trabajo se inició con proyectos de vinculación a la comunidad en comercio justo con mujeres con discapacidad. Ahora su fortaleza es el trabajo con jóvenes. “Siguiendo las políticas de la Organización Mundial de la Salud de crear espacios amigables para jóvenes, en el Centro de Jóvenes de la Fundación cumplimos con esta directriz, porque estamos conscientes de que en el sur hay pocos espacios para los jóvenes y ellos necesitan tiempo de escucha, tiempo libre de calidad, desarrollar sus habilidades y ser protagonistas. Las lecciones aprendidas son que hay que creer que es posible la sostenibilidad del trabajo con jóvenes, todavía no somos sostenibles al cien por ciento, pero la sostenibilidad es posible. Otra lección es crear espacios para otros profesionales jóvenes, es dar, recibir y potencializar a nuestros profesionales. Es un espacio de formación donde los profesionales también son escuchados. A nivel metodológico trabajamos desde los aportes de la Educación Popular de Paulo Freire, que sigue vigente, la Sicología Comunitaria, la Pedagogía del Encuentro, la Reflexion -Acción, la Pedagogía Positiva y los saberes de nuestra propia cultura indígena del Randi Randi que es el principio de la reciprocidad y el equilibrio entre el dar y el recibir.


41

INFORMACIÓN DEL SISTEMA DE EDUCACIÓN Cobertura de Servicios 2017

Proyecto

Proyecto CDI

cobertura

61 niños/as y jóvenes de 5 años a 19 años

Numero de atenciones, / horas de terapia/ número de visitas domiciliarias Atención directa de lunes a viernes, durante seis horas diarias. Reciben servicios de educación para la vida, rehabilitación, transporte y alimentación

Centro de Atención Integral El Niño El centro presta servicios de educación especial, terapia física, terapia del lenguaje, hidroterapia, hipoterapia y musicoterapia, para niños con discapacidad grave. Proyecto Atención en el Hogar y la Comunidad

Servicio de Terapia física

5.856 terapias anuales. Cada niño recibe 96 sesiones de terapia física en el año

Atendemos a 270 familias con personas con discapacidad entre los 18 y 65 años de edad.

Servicio de Terapia del Lenguaje

2.928 terapias anuales, Cada niño recibe 48 sesiones mensuales

Programa de Apadrinamiento

1.464 sesiones anuales. Cada niño recibe 24 sesiones de hidroterpia al mes

El programa apoya a niños, jóvenes y adultos de los distintos proyectos del Sistema de Educación.

Servicio de Hidroterapia

Centros de desarrollo infantil Horas de clases

29.280 horas de clases anuales. 10 horas semanales por alumno

Los centros ofrecen un servicio de calidad a más de 150 niños, de 1 a 3 años de edad, que reciben estimulación temprana, terapia del lenguaje, alimentación recreación y servicios de salud.

Proyecto Atención en el Hogar y la Comunidad

270

6.480 visitas al año. Cada usuario recibe 24 visitas anuales

Programa Apadrinamiento

250

La atención a través de los servicios en los distintos proyectos

Voluntariado

Este servicio ofrece atención en días laborables en convenio con el MIES

Recibimos voluntarios principalmente de Italia y Alemania, así como estudiantes universitarios y secundarios que realizan pasantías para complementar su formación.

Proyecto Desarrollo Infantil

158


42

MEMORIA

INSTITUCIONAL

SISTEMA DE SALUD

Actividades realizadas en el 2017

TOTAL ATENCIONES de enero a diciembre 2014-2015-2016-2017 SERVICIOS

2014

2015

2016

2017

Hospitalizaciones

4.570

5.879

5.776

6.360

Cirugías

2.560

3.533

3.513

3.853

Emergencias

25.959

24.176

23.479

23.137

Imagen

35.182

40.507

40.603

38.640

Laboratorio

232.358

252.115

254.282

255.930

Consulta Externa

98.086

102.052

113.767

110.389

Procedimientos Ambulatorios

19.471

18.259

19.035

17.685

Rehabilitacion

34.872

35.685

40.589

39.794

TOTAL ATENCIONES

453.058

482.206

50.1044

495.788

El Sistema de Salud de Fundación Tierra Nueva incluye el Hospital Padre Carollo y el Centro Médico Tierra Nueva, que atienden consultas de especialidades, imagen, laboratorio, rehabilitación en el Centro Médico Tierra Nueva (CMTN). Las cirugías se realizan solo en el Hospital Padre Carollo. El año 2017 las áreas de hospitalización y cirugías incrementaron sus atenciones en aproximadamente un 10%, logrando un total de 495.788 atenciones. Situaciones fuera de nuestro control originaron una baja de asistencia de pacientes del IESS, lo cual redujo el total de atenciones anuales, sin embargo el incremento en áreas claves como hospitalización y cirugías son sustanciales para la productividad y sostenibilidad del Hospital, así como de los programas sociales de la Fundación.


43

MEMORIAS DE LA TIERRA NUEVA

César Ayala

El Pintor del Padre Carollo

César Ayala, pintor y discípulo del Padre Carollo, realizó una extensa obra artística con más de 100 cuadros y murales pintados en iglesias, el Centro Médico Tierra Nueva, el Hospital Padre Carollo, el Centro de Formación Leonidas Proaño, el FEPP, entre otros espacios recreados con el arte de Ayala y que interpretan la visión teológica y comunitaria de Carollo y del mismo Ayala. “A él le gustaba crear un ambiente de casa en las iglesias, permitía que la comunidad se reuniera en la iglesia y por eso quería que la gente se sienta como en su casa, en familia. Carollo fue un mecenas del arte junto con la Hermana Sigmunda. La idea de la obra artística en el Centro de rehabilitación de Tierra Nueva era el poder hablar de Dios a la gente enferma y mostrar la presencia sanadora de Dios”.

Hna. Rosa Zúñiga

Congregación de las Madres Dominicas, Parroquia Cristo Resucitado

Amar la vida fue su canto y su palabra Amar la vida fue su canto y su palabra. Como pastor siempre dio un espacio a las congregaciones especialmente de religiosas y les animaba a salir de los claustros para caminar con los pobres. Eran los tiempos de la Teología de la Liberación en territorio del sur, donde se reunían por las noches a la luz de las velas para estudiar la palabra, para organizar la catequesis y formar las pequeñas comunidades eclesiales de base. Siempre de apuro, el Padre construyó en tiempo record la iglesia de la Quito Sur, aunque fue criticado por su dedicación a construir, él nunca descuidó su trabajo pastoral. Formó a mucha gente, sacerdotes y religiosas, nos comprometió a fomentar el espíritu misionero en las parroquias, a conocer más al pueblo, por eso él iba

todos los días a orar y compartir con las diferentes congregaciones como Vicario del Sur, compartiendo sus problemas y animando el nacimiento de organizaciones que ayuden a construir un tejido social, basado en la solidaridad y a trabajar junto a los laicos, religiosas, sacerdotes siempre invitando al compromiso solidario con el pueblo y entre el pueblo.

Como pastor siempre dio un espacio a las congregaciones especialmente de religiosas y les animaba a salir de los claustros para caminar con los pobres.

Hna. Rosa Zúñiga


44

MEMORIA

INSTITUCIONAL

INGRESOS POR PROYECTOS Y DONACIONES

Fundación Tierra Nueva expresa su profundo y especial reconocimiento a benefactores, donantes y contrapartes de proyectos, quienes con su apoyo y confianza en nuestro trabajo, permitieron alcanzar la cifra de $1,298,309.70 dólares, en proyectos, $188.222,84 por donaciones en efectivo y aproximadamente $ 130.000 dólares en especies.

Fuentes de Financiamiento

Estas contribuciones han sido de gran importancia para cubrir un porcentaje de los costos de atenciones en los sistemas de Salud, Educación y Protección Social de la Fundación. A nombre de nuestros beneficiarios les reiteramos nuestra profunda gratitud. Agradecimiento especial a Missio “Fondo Hermana Sigmunda”, al señor CHristian Vieracker, señor Nicolás Aguirre, Cooperativa Maquita Cushunchic, estudio Quevedo Ponce, Endesa, Hotel Hilton Colón, CAMTA, SIMED, familia Johnson, señor Fred Hauser, famila Fongaro, Contraloría General del Estado, Familia Andrade, familia Dassum Barrera, SENAE.

Ingresos por proyectos*

8%

Donaciones en efectivo 2017

Total Ingresos por proyectos 1.298.309,70

Total 188.222,84

Proyecto EP Petroecuador, Proyecto Irlanda, Proyecto Día Internacional del Voluntario Telefónica, Proyecto CAAP, Proyecto Irlanda Edu, Salud Integral, Proyecto Panadería CDI, Proyecto Discapacidad CDI, Proyecto KINDERMISSION (Abriendo Caminos), Proyecto MIES Quito Sur, Proyecto MIES Discapacidad CDI, Proyecto MIES Geriatría CMTN, GAD Loreto.

Dr. Marc Cheney, Familia Aguirre, Nicolás Aguirre, Quevedo & Ponce, Armon Hadian, ENDESA, Hna. Sigmunda Schnetzer, Hotel Hilton Colón, Cristian Vieracker, Personal Fundacion Tierra Nueva, Fred Hauser, familia Apolloni, Don Johnson, Simed, Claudio y Lorenza Fongaro, Bepi Tonello, Timmy Global Health, EVA, CAMTA.

*No se incluye los ingresos por servicios del Hospital Padre Carollo y del Centro Médico Tierra Nueva.

12%

80% Proyectos Donaciones en efectivo Donaciones en especies

No incluye ingresos por atenciones en HCP y Centro Médico Tierra Nueva


45

DONACIONES EN ESPECIES • Abaco • Aspen • Banco de Alimentos • Banco Mundial • Because We Care • Bepy Tonello • CAMTA • Casa Mis Sueños • Children Internacional • Colegio PACHAMAMA • Colegio San Francisco Sales • Contraloría General del Estado • Cooperativa Cardenal de la Torre • Cooperativa Ecuataxi • Cooperativa de Taxis 30 de Octubre • Cooperativa Maquita Cushunchic • Corrugadora Nacional, CRANSA • Cyrano • Dakmatraffic • Dr. Gonzalo Aguirre • ECOFROZ • Embajada Alemana • Enchapes Decorativos, ENDESA • Estudiantes Universidad Salesiana • Familia Dassum Barrera • Familia Palacios Ordóñez • Familia Vela Dávila • Familia Perkins • Ferrero Rocher • Florícola San Antonio

• Fundación Hermano Miguel • G4S • Help Us Give Smiles HUGS • Hormigones y Adoquines, Hormipisos • Hospiplan • Hospital de El Chaco • Hospital de Especialidades de las FFAA #1 • Hospital Metropolitano • La Casa del Pastel • Mead Johnson Nutrition • Medical Mission for Children, MMFC • Moderna de Alimentos • Nestlé del Ecuador • Northwell Surgical Service Line Global Initiative • Sr. Miguel Andrade y Rafael Andrade • Padre Julián Valloto • Panadería Selecta • Parroquia La Dolorosa • Perla Bebé • Personal del Centro Médico Tierra Nueva • Ponte Selva, Familia Guerinni • Productos Zaimella Quevedo & Ponce • DK Managment Quicentro Sur • Quifatex • Ropero Santa María • SENAE • Sr. Fabián Narváez • Sr. Ian Wettlaufer • Sr. Jorge Andrade • Sr. Justin Lee

• Sr. Luis Quintana • Sr. Pablo Proaño • Sr. Raúl Ruano • Sr. Sergio Suárez • Sra. Briana Yi • Sra. Carmen Vaca • Sra. Eva Méndez • Sra. Flora Guaranda • Sra. Gabriela Guamán • Sra. Gloria Ruales • Sra. Janeth Correa • Sra. Jenny Bilbao • Sra. Juana Cabezas • Sra. Lucila Vicente • Sra. Maife Ortega • Sra. Manuela Ruiz • Sra. Maruja Navarrete • Sra. Melisa Samaniego • Sra. Nelly Vaca • Sra. Pilar Oña • Sra. Sara Arroyo • Sra. Teresa Gamboa • Srta. Kaitly Yi • TVentas • Textil San Pedro • Unidad Educativa La Providencia • Unidad Educativa Virgilio Drouet • Vicariato del Napo


46

MEMORIA

INSTITUCIONAL

Testimonio:

Testimonio:

“Vine al Hospital Padre Carollo casi sin esperanza, en otros lados nunca nos han abierto las puertas, nos tienen esperando, es como una burla para nosotros que estamos necesitados.

Mi nombre es Nancy Rojas, madre de Katherine Dayana Arias Rojas, una niña con parálisis cerebral grave.

Yo tengo artritis reumatoide, tenía mucho dolor en la cadera y no podía caminar, he pasado casi dos años sin poder salir de la casa. Hemos buscado el remedio por todo lado y nunca llegabamos a la operación, con las brigadas médicas salimos favorecidos y todo se dió. Agradezco a Dios y a los doctores” Elvia Imbacaña Paciente Hospital Padre Carollo

Cuando tenía 9 meses descubrí que Katherine sufría un problema neuronal. Mis planes se truncaron, le pedí a Dios en primer lugar que nunca me la quite y en segundo lugar que exista un lugar donde me ayuden a conocer más del tema y acogieran a mi hija. No sabia que hacer, ni donde acudir, hasta que conocí que existía un lugar moldeado por las manos santas y maravillosas que fueron las del Padre José Carollo. Él con su paciencia y su amor hizo que estos angelitos tuvieran un lugar apropiado. Me la recibieron con los brazos abiertos para formar parte de esta gran familia. Nancy Rojas, Madre de Familia CDI

Donaciones de $500 a $1.000 Donaciones de $1.001 a $5.000

Donaciones de $5.001 a $10.000 Donaciones de más de $10.000


47

NUEVA PUBLICACIÓN

Los desafíos del futuro

Publicación que recoge la experiencia de 17 años de trabajo en discapacidad grave y muy grave del Centro de Desarrollo Integral “El Niño” CDI

El área de Docencia del Hospital Padre Carollo se orienta a generar un posicionamiento en el mundo académico, para lo cual se busca realizar publicaciones de las investigaciones, para evidenciar la parte técnica de los tres ejes que trabaja la Fundación: médico, social y de discapacidad. Este tipo de investigaciones no existen en el Ecuador. Con la Universidad Católica se presentarán dos investigaciones: una sobre discapacidad y nutrición y otra sobre discapacidad y funcionalidad.


Memoria Institucional Fundación Tierra Nueva  

Nos complace presentar la Memoria Institucional de Fundación Tierra Nueva. Esta publicación es un esfuerzo por recuperar la memoria del Padr...

Memoria Institucional Fundación Tierra Nueva  

Nos complace presentar la Memoria Institucional de Fundación Tierra Nueva. Esta publicación es un esfuerzo por recuperar la memoria del Padr...

Advertisement