Issuu on Google+

MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS

horario de atenci贸n: lunes a viernes de 14 a 19. viamonte 1465, piso 10, (c1055abd), buenos aires tel-fax (54 11) 4372-8810, info@fundacionalon.org www.fundacionalon.org


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS

Organización y producción Fundación Alon Exposición realizada en la Fundación Alon Julio / Septiembre de 2006, Buenos Aires. Exposición Coordinación General Ingeniero Jacobo Fiterman

Libro

Agradecimientos

Coordinación General Ingeniero Jacobo Fiterman

Gabriela Fanzone Paula Hacker Gustavo Lowry Lorena Vázquez Victoria Verlichak Silvio Zuccheri

Diseño Gráfico Estudio Marius Riveiro Villar

En esta oportunidad la Fundación Alon presenta una mirada particular sobre la obra de Matilde Marin. Haciendo un recorrido desde la década del 80 hasta la actualidad, la artista seleccionó para esta muestra piezas con una gran carga simbólica. Reconocida internacionalmente, ha sido siempre una innovadora en el uso y experimentación de nuevas técnicas y tecnologías para expresar su condición de artista.

Corrección de textos Olga Martedí

Sus estudios y experiencias en el exterior, su dedicación activa en talleres y proyectos de docencia, sus indagaciones formales, siempre adelantándose a su época hacen de Marin un referente ineludible en el mundo del arte en nuestro país.

Impresión Ronor

Recuerdo su participación en las diferentes bienales de arte organizadas por la Fundación arteBA y en particular las correspondientes a los años 2002 y 2004, organizadas por ella.

Producción Marcela Roberts

Su vasta producción, que incluye fotografía, instalación, videos, objetos y grabados en diferentes soportes, acredita su originalidad y creatividad.

Diseño de montaje Matilde Marin Adriana Fiterman

Es esta misteriosa combinación la que hoy mostramos; una selección que nos guía hacia un mundo sutil, que es el mundo que Matilde crea con sus delicados trabajos. La muestra permanecerá abierta hasta los primeros días de octubre; el libro cuenta con una interesante y reveladora reseña escrita por Victoria Verlichak, a quien agradecemos su colaboración.

©2006, Fundación Alon Todos los derechos reservados. Hecho el depósito que marca la ley 11.723. ISBN-10: 987-22437-2-7 ISBN-13: 978-987-22437-2-2 Impreso en Argentina

Marin, Matilde Matilde Marin : desplazamientos / Matilde Marin ; Victoria Verlichak y Manuel Neves 1a ed. - Buenos Aires : Editorial Fundación Alon, 2006. 56 p. : il. ; 21x21 cm. ISBN 987-22437-2-7 1. Crítica de Arte. I. Verlichak, Victoria II. Neves, Manuel III. Título CDD 701.1

Jacobo Fiterman Presidente Fundación Alon


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS

Organización y producción Fundación Alon Exposición realizada en la Fundación Alon Julio / Septiembre de 2006, Buenos Aires. Exposición Coordinación General Ingeniero Jacobo Fiterman

Libro

Agradecimientos

Coordinación General Ingeniero Jacobo Fiterman

Gabriela Fanzone Paula Hacker Gustavo Lowry Lorena Vázquez Victoria Verlichak Silvio Zuccheri

Diseño Gráfico Estudio Marius Riveiro Villar

En esta oportunidad la Fundación Alon presenta una mirada particular sobre la obra de Matilde Marin. Haciendo un recorrido desde la década del 80 hasta la actualidad, la artista seleccionó para esta muestra piezas con una gran carga simbólica. Reconocida internacionalmente, ha sido siempre una innovadora en el uso y experimentación de nuevas técnicas y tecnologías para expresar su condición de artista.

Corrección de textos Olga Martedí

Sus estudios y experiencias en el exterior, su dedicación activa en talleres y proyectos de docencia, sus indagaciones formales, siempre adelantándose a su época hacen de Marin un referente ineludible en el mundo del arte en nuestro país.

Impresión Ronor

Recuerdo su participación en las diferentes bienales de arte organizadas por la Fundación arteBA y en particular las correspondientes a los años 2002 y 2004, organizadas por ella.

Producción Marcela Roberts

Su vasta producción, que incluye fotografía, instalación, videos, objetos y grabados en diferentes soportes, acredita su originalidad y creatividad.

Diseño de montaje Matilde Marin Adriana Fiterman

Es esta misteriosa combinación la que hoy mostramos; una selección que nos guía hacia un mundo sutil, que es el mundo que Matilde crea con sus delicados trabajos. La muestra permanecerá abierta hasta los primeros días de octubre; el libro cuenta con una interesante y reveladora reseña escrita por Victoria Verlichak, a quien agradecemos su colaboración.

©2006, Fundación Alon Todos los derechos reservados. Hecho el depósito que marca la ley 11.723. ISBN-10: 987-22437-2-7 ISBN-13: 978-987-22437-2-2 Impreso en Argentina

Marin, Matilde Matilde Marin : desplazamientos / Matilde Marin ; Victoria Verlichak y Manuel Neves 1a ed. - Buenos Aires : Editorial Fundación Alon, 2006. 56 p. : il. ; 21x21 cm. ISBN 987-22437-2-7 1. Crítica de Arte. I. Verlichak, Victoria II. Neves, Manuel III. Título CDD 701.1

Jacobo Fiterman Presidente Fundación Alon


ÍNDICE

8

Desplazamientos, por Matilde Marin

10

Matilde Marin, de credenciales y jerarquías, por Victoria Verlichak

34

Restaurando la memoria, por Manuel Neves

44

Biografía

46

Exhibiciones y proyectos especiales (selección)

49

Exhibiciones colectivas (selección)

53

Libros y libros de artista

54

Premios y becas (selección)

55

Obra en colecciones


ÍNDICE

8

Desplazamientos, por Matilde Marin

10

Matilde Marin, de credenciales y jerarquías, por Victoria Verlichak

34

Restaurando la memoria, por Manuel Neves

44

Biografía

46

Exhibiciones y proyectos especiales (selección)

49

Exhibiciones colectivas (selección)

53

Libros y libros de artista

54

Premios y becas (selección)

55

Obra en colecciones


DESPLAZAMIENTOS Matilde Marin

A partir de él, me desplazo desde su mundo específico y complejo de ediciones, papeles, tintas, talleres, que son sus factores singulares, a la técnica mixta que es una “palabra clave en el arte contemporáneo” y el grabado para el arte contemporáneo forma parte de esa técnica mixta. Pienso personalmente que de ese modo es el disparador de muchas de las innovaciones actuales, y es una vía de inserción en distintas situaciones que ha producido la técnica mixta, (no reconocido aún). Al trabajar en gráfica tuve claro que el grabado, más que una técnica es un pensamiento. Para crearlo el artista debe previamente “pensar específicamente en grabado”, es decir, debe sentir ese contacto sutil que une la idea y la imagen con la idea gráfica. A partir de ahí puede desplazarse hacia otros horizontes sin perder el contacto con lo específicamente “gráfico”. Actualmente, a mi trabajo como grabadora sumo mi trabajo fotográfico y de video, y muchas veces reconozco en ellos un espíritu que proviene de mis antecedentes gráficos.

Matilde Marin frente a su obra Juego de Manos, Art Miami, USA, 2001

matilde marin 9

8 matilde marin

Me aproximo al grabado por su permisividad en el sentido de la experimentación. Lo hago luego de haber cursado escultura en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires. Quizás esa primera formación fue la que me dio la libertad en mi posterior trabajo gráfico. De él me sedujeron sus materiales y la posibilidad de vulnerar sus fronteras, ahora que finalmente, al igual que las demás especialidades, sus límites no están tan claros como antes. Aunque todavía hoy en algunos círculos persiste la idea de que el grabado puro debería ser una delicada estampa en blanco y negro, actualmente muchos artistas grabadores se han encargado de desmitificarla, ya que con su práctica continuamente lo redefinen. Hay algo más que me acercó al grabado. Poder realizar una relectura del mismo y reconocer la relación que se puede establecer con la experimentación y la tecnología. Desde el inicio, mi labor se centró en reconocer sus propios códigos e influencias. Trabajar con su propio lenguaje genera una interesante vía de expresión.

El arte, al perder la pureza de la técnica, pierde el límite en la especialidad y la imagen se modifica. Pero necesariamente mi mirada y trabajo se desplazaron y participo de la diversidad de preocupaciones que caracteriza al artista de inicios del siglo XXI, reflexionando sobre un nuevo significado para el arte en una época de crisis global. El arte implica siempre una cuestión de valores en el hombre, entendiendo que ya no se trata de resolver problemas formales o de diseño, sino de asumir e integrar a su obra lo que constituye una parte ineludible del contexto social y cultura. Ésta es mi labor como artista en este momento.


DESPLAZAMIENTOS Matilde Marin

A partir de él, me desplazo desde su mundo específico y complejo de ediciones, papeles, tintas, talleres, que son sus factores singulares, a la técnica mixta que es una “palabra clave en el arte contemporáneo” y el grabado para el arte contemporáneo forma parte de esa técnica mixta. Pienso personalmente que de ese modo es el disparador de muchas de las innovaciones actuales, y es una vía de inserción en distintas situaciones que ha producido la técnica mixta, (no reconocido aún). Al trabajar en gráfica tuve claro que el grabado, más que una técnica es un pensamiento. Para crearlo el artista debe previamente “pensar específicamente en grabado”, es decir, debe sentir ese contacto sutil que une la idea y la imagen con la idea gráfica. A partir de ahí puede desplazarse hacia otros horizontes sin perder el contacto con lo específicamente “gráfico”. Actualmente, a mi trabajo como grabadora sumo mi trabajo fotográfico y de video, y muchas veces reconozco en ellos un espíritu que proviene de mis antecedentes gráficos.

Matilde Marin frente a su obra Juego de Manos, Art Miami, USA, 2001

matilde marin 9

8 matilde marin

Me aproximo al grabado por su permisividad en el sentido de la experimentación. Lo hago luego de haber cursado escultura en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires. Quizás esa primera formación fue la que me dio la libertad en mi posterior trabajo gráfico. De él me sedujeron sus materiales y la posibilidad de vulnerar sus fronteras, ahora que finalmente, al igual que las demás especialidades, sus límites no están tan claros como antes. Aunque todavía hoy en algunos círculos persiste la idea de que el grabado puro debería ser una delicada estampa en blanco y negro, actualmente muchos artistas grabadores se han encargado de desmitificarla, ya que con su práctica continuamente lo redefinen. Hay algo más que me acercó al grabado. Poder realizar una relectura del mismo y reconocer la relación que se puede establecer con la experimentación y la tecnología. Desde el inicio, mi labor se centró en reconocer sus propios códigos e influencias. Trabajar con su propio lenguaje genera una interesante vía de expresión.

El arte, al perder la pureza de la técnica, pierde el límite en la especialidad y la imagen se modifica. Pero necesariamente mi mirada y trabajo se desplazaron y participo de la diversidad de preocupaciones que caracteriza al artista de inicios del siglo XXI, reflexionando sobre un nuevo significado para el arte en una época de crisis global. El arte implica siempre una cuestión de valores en el hombre, entendiendo que ya no se trata de resolver problemas formales o de diseño, sino de asumir e integrar a su obra lo que constituye una parte ineludible del contexto social y cultura. Ésta es mi labor como artista en este momento.


MATILDE MARIN. De credenciales y jerarquías

La Máscara Grabado | 70 x 120 cm | 1987

Para comenzar a hablar Encuentro a Matilde Marin en la Alianza Francesa de Buenos Aires, cuando las dos tenemos algo más de 20 años; ella tiene el pelo negro y una risa franca. Es el comienzo de la década del Setenta, años difíciles en la Argentina. Tiempos de compromiso social que ella traduce en clases de libre expresión para chicos en villas y barrios. Tiempos de recelos y forzadas discreciones. Al poco andar, mutuamente sabemos que vivimos en la misma cuadra, en el barrio de Belgrano. Nos hacemos amigas, lentamente. Aunque graduada como escultora en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires, Marin se aleja de esa disciplina, en la que apenas trabaja. Matilde se deslumbra con el grabado y sus posibilidades al entrar en contacto con la obra de Marta Gavensky, procedente del Pratt Institute de Nueva York, donde se desarrolla una nueva visión del grabado. Cuando visito su casa en la calle Céspedes me maravillo por su firme determinación acerca de lo que quiere hacer y cómo lo quiere hacer.

También me impresiona la pintura negra del techo de su living/dormitorio, junto al taller donde despliega sus primeros e interesantes fotograbados. Son trabajos en papel, querido y noble medio que retoma una y otra vez. Volvemos a vernos en Caracas en 1975. Allí, me familiarizo más con su obra al verla en una exposición individual en la notoria galería ¡Viva México! Luego, la descubro dictando clases en el taller de arte del Ateneo de Caracas, donde una común amiga, Berta Goldenberg, enseña teatro. Tras los días caraqueños de arepas y pescado frito, chaparrones macondianos y playas calientes, se suceden los pasos de Matilde por América Central y México, con su pasado precolombino y su impresionante paisaje, hasta llegar por tierra a los Estados Unidos. Coincidimos nuevamente en Nueva York. Recuerdo muy bien nuestro encuentro de esos días, donde me detalla sueños y proyectos para futuras obras. Europa, algo de Asia y África están en el horizonte de la viajera que, al fin de

matilde marin 11

10 matilde marin

Victoria Verlichak


MATILDE MARIN. De credenciales y jerarquías

La Máscara Grabado | 70 x 120 cm | 1987

Para comenzar a hablar Encuentro a Matilde Marin en la Alianza Francesa de Buenos Aires, cuando las dos tenemos algo más de 20 años; ella tiene el pelo negro y una risa franca. Es el comienzo de la década del Setenta, años difíciles en la Argentina. Tiempos de compromiso social que ella traduce en clases de libre expresión para chicos en villas y barrios. Tiempos de recelos y forzadas discreciones. Al poco andar, mutuamente sabemos que vivimos en la misma cuadra, en el barrio de Belgrano. Nos hacemos amigas, lentamente. Aunque graduada como escultora en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires, Marin se aleja de esa disciplina, en la que apenas trabaja. Matilde se deslumbra con el grabado y sus posibilidades al entrar en contacto con la obra de Marta Gavensky, procedente del Pratt Institute de Nueva York, donde se desarrolla una nueva visión del grabado. Cuando visito su casa en la calle Céspedes me maravillo por su firme determinación acerca de lo que quiere hacer y cómo lo quiere hacer.

También me impresiona la pintura negra del techo de su living/dormitorio, junto al taller donde despliega sus primeros e interesantes fotograbados. Son trabajos en papel, querido y noble medio que retoma una y otra vez. Volvemos a vernos en Caracas en 1975. Allí, me familiarizo más con su obra al verla en una exposición individual en la notoria galería ¡Viva México! Luego, la descubro dictando clases en el taller de arte del Ateneo de Caracas, donde una común amiga, Berta Goldenberg, enseña teatro. Tras los días caraqueños de arepas y pescado frito, chaparrones macondianos y playas calientes, se suceden los pasos de Matilde por América Central y México, con su pasado precolombino y su impresionante paisaje, hasta llegar por tierra a los Estados Unidos. Coincidimos nuevamente en Nueva York. Recuerdo muy bien nuestro encuentro de esos días, donde me detalla sueños y proyectos para futuras obras. Europa, algo de Asia y África están en el horizonte de la viajera que, al fin de

matilde marin 11

10 matilde marin

Victoria Verlichak


Fragmento Grabado | 80 x 100 cm | 1986

A partir de entonces ella alienta mi entusiasmo por la escritura, desafiándome a realizar mi primer libro, que la incluye. Me consta que desde los tempranos años Setenta cuando vi amanecer su talento, pocas personas toman tan en serio su sensibilidad y desarrollo artístico como lo hace esta artista. Afortunada, ella tiene algunas certezas que todavía la acompañan y que los años y su tesón se encargan de ratificar.

La Carta Grabado, lacres | 50 x 70 cm | 1992

matilde marin 13

12 matilde marin

la gira, se plantea permanecer en Suiza. Allí continúa sus estudios en la Kunstgewerbeschule de Zúrich, realizando un entrenamiento en técnicas gráficas contemporáneas. Matilde regresa a la Argentina a principios de la década del Ochenta. Pero la inserción en el país luego de los años más duros de la dictadura y el reencuentro con otros artistas no es gratuita ni automática. Pasa dos años sin saber bien cómo integrarse, con quién relacionarse. Por fin, en 1984 establece una relación seria, invariable y permanente con el arte y con el circuito local e internacional. Es entonces que vuelvo a ver su obra, cuando tras el advenimiento de la democracia yo también retorno. Desde entonces, observo los caminos recorridos por el pensamiento y la obra de Matilde, que en una incesante y profunda investigación formal, transitan también el video y la fotografía. Tras realizar algunas reseñas sobre su trabajo, en 1995 Matilde me pide un texto de introducción a la muestra Uno/Uno, Edición variable.


Fragmento Grabado | 80 x 100 cm | 1986

A partir de entonces ella alienta mi entusiasmo por la escritura, desafiándome a realizar mi primer libro, que la incluye. Me consta que desde los tempranos años Setenta cuando vi amanecer su talento, pocas personas toman tan en serio su sensibilidad y desarrollo artístico como lo hace esta artista. Afortunada, ella tiene algunas certezas que todavía la acompañan y que los años y su tesón se encargan de ratificar.

La Carta Grabado, lacres | 50 x 70 cm | 1992

matilde marin 13

12 matilde marin

la gira, se plantea permanecer en Suiza. Allí continúa sus estudios en la Kunstgewerbeschule de Zúrich, realizando un entrenamiento en técnicas gráficas contemporáneas. Matilde regresa a la Argentina a principios de la década del Ochenta. Pero la inserción en el país luego de los años más duros de la dictadura y el reencuentro con otros artistas no es gratuita ni automática. Pasa dos años sin saber bien cómo integrarse, con quién relacionarse. Por fin, en 1984 establece una relación seria, invariable y permanente con el arte y con el circuito local e internacional. Es entonces que vuelvo a ver su obra, cuando tras el advenimiento de la democracia yo también retorno. Desde entonces, observo los caminos recorridos por el pensamiento y la obra de Matilde, que en una incesante y profunda investigación formal, transitan también el video y la fotografía. Tras realizar algunas reseñas sobre su trabajo, en 1995 Matilde me pide un texto de introducción a la muestra Uno/Uno, Edición variable.


medio dentro de su trabajo de más de veinticinco años. Los papeles de fino o grueso gramaje, a veces de fabricación artesanal propia, metálicos o de una blanca pureza, contribuyen a crear infinitas asociaciones con las que la artista traza un mapa investigativo siempre nuevo, utilizando empero destrezas que sobrevienen de edades inmemorables. No es casual que en paralelo con su interés por la fotografía y el video, vinculados estrechamente al uso que siempre hace de la gráfica, Matilde inaugure en 1995 “Gráfica Contemporánea”, un espacio para la actualización técnica y teórica de artistas y profesores universitarios. Entre lo conceptual y lo metafísico, las obras expuestas son distintas vibraciones trabajadas a partir de la gráfica que corresponden a varios periodos de su producción. En las series Desde el muro, Fragmentos del gesto inicial, Laberinto, La tierra prometida, Pensamiento sobre un papel Ribes BFK, Juego de manos, Libro de artista, Paseo nocturno, o en los libros Mitos de creación y El no sé qué de la pintura y del arte

matilde marin 15

14 matilde marin

Mitos de Creación Libro de artista | Edición Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia | 1993

Alrededor del papel Ahora no importa dirimir qué vino primero, la imprenta que tiene su padre o sus deseos de ser grabadora. Su voluntad de cavar e imprimir la huella, buscar la marca propia, la del padre, la de todos, se puede encontrar a lo largo y ancho de su labor. La obra de Matilde, donde los estilos se funden, las eras chocan, los signos se revelan, se resiste al encasillamiento. A esta altura, Matilde Marin es una artista reconocida por su refinamiento técnico y estético y por su innovador trabajo con el grabado, tanto como por sus penetrantes fotoperformances, fotografías y videos. En la muestra “Desplazamientos”, exhibida en Fundación Alon de Buenos Aires, Marin organiza una travesía a través de obras elaboradas principalmente a partir de la gráfica, utilizando sus códigos y arribando a piezas únicas o de edición. Son grabados, dibujos, libros, fotos, collage y objetos. Desarrollada alrededor del papel –junto con otros pocos materiales–, la muestra subraya su jerarquía y el lugar central que ocupa este


medio dentro de su trabajo de más de veinticinco años. Los papeles de fino o grueso gramaje, a veces de fabricación artesanal propia, metálicos o de una blanca pureza, contribuyen a crear infinitas asociaciones con las que la artista traza un mapa investigativo siempre nuevo, utilizando empero destrezas que sobrevienen de edades inmemorables. No es casual que en paralelo con su interés por la fotografía y el video, vinculados estrechamente al uso que siempre hace de la gráfica, Matilde inaugure en 1995 “Gráfica Contemporánea”, un espacio para la actualización técnica y teórica de artistas y profesores universitarios. Entre lo conceptual y lo metafísico, las obras expuestas son distintas vibraciones trabajadas a partir de la gráfica que corresponden a varios periodos de su producción. En las series Desde el muro, Fragmentos del gesto inicial, Laberinto, La tierra prometida, Pensamiento sobre un papel Ribes BFK, Juego de manos, Libro de artista, Paseo nocturno, o en los libros Mitos de creación y El no sé qué de la pintura y del arte

matilde marin 15

14 matilde marin

Mitos de Creación Libro de artista | Edición Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia | 1993

Alrededor del papel Ahora no importa dirimir qué vino primero, la imprenta que tiene su padre o sus deseos de ser grabadora. Su voluntad de cavar e imprimir la huella, buscar la marca propia, la del padre, la de todos, se puede encontrar a lo largo y ancho de su labor. La obra de Matilde, donde los estilos se funden, las eras chocan, los signos se revelan, se resiste al encasillamiento. A esta altura, Matilde Marin es una artista reconocida por su refinamiento técnico y estético y por su innovador trabajo con el grabado, tanto como por sus penetrantes fotoperformances, fotografías y videos. En la muestra “Desplazamientos”, exhibida en Fundación Alon de Buenos Aires, Marin organiza una travesía a través de obras elaboradas principalmente a partir de la gráfica, utilizando sus códigos y arribando a piezas únicas o de edición. Son grabados, dibujos, libros, fotos, collage y objetos. Desarrollada alrededor del papel –junto con otros pocos materiales–, la muestra subraya su jerarquía y el lugar central que ocupa este


La Tierra Prometida Grabado a fuego y collage | 35 x 70 cm | 1996

La Señal Grabado a fuego | 35 x 70 cm | 1996

Precisamente, una de las marcas registradas de Marin es su lucha contra las fronteras y por el creciente tránsito entre las disciplinas –grabado, fotografía, video– que a menudo se superponen en su obra última. Cuando en la Escuela Nacional de Bellas Artes comienza una experimentación con los signos, los materiales, las técnicas, que lejos de concluir en receta alguna, no se detiene. En las obras de la serie La tierra prometida y Laberinto, que por su volumen y textura parecen querer convertirse en esculturas, la artista transfiere imágenes y marca tonalidades con fuego sobre papel de algodón puro. Luces y sombras para explorar lo intangible en esas marañas que aparecen abordando cuestiones vinculadas al tiempo y al origen, y en esos volúmenes de papel

matilde marin 19

18 matilde marin

La Tierra Prometida Instalación | 1997

Con fuego y tiempo Las impresiones acumuladas en sus múltiples viajes encuentran un sitio en su quehacer: la soledad del desierto de Atacama, el camino del Inca, los rostros de las cholas, las misteriosas líneas de Nazca, las alturas de Machu Picchu, la erosión de las piedras de Yucatán, los muros de la antigua Cartagena, la grandeza de las pirámides y templos mayas, el juego en las piezas prehispánicas, los colores del Gran Cañón del Colorado, la bruta fuerza de las torres de hierro y vidrio de Nueva York, la inmensidad de las planicies australianas, los vestigios de expresiones culturales antiguas en territorio europeo, el inconmensurable cielo patagónico, la pobreza en el paisaje urbano latinoamericano. Las piezas únicas realizadas con papel hecho a mano –a los que otorga tridimensionalidad– y materiales no convencionales –madera, piedra, metales, objetos precolombinos– revelan que la formación que Matilde tuvo como escultora sigue vigente.


El Espejo Objeto de papel | 70 x 50 cm | 1995

Paseo Nocturno Fotograbado | 50 x 60 cm c/u | 1995

matilde marin 17

16 matilde marin

en general, producidas entre los años Ochenta y Noventa, Matilde pone en escena la tensión entre los materiales y su propia sensibilidad y contenida pasión. Las obras ensayan combinaciones y anotan reminiscencias del hombre y experiencias casi imperceptibles de culturas remotas. Confirman el vigor del arte gráfico y vuelven a reivindicar la civilización del papel, que está lejos de acabarse. Con todo, la suya es también una obra abierta vinculada a su memoria personal que por instantes posee un armado conectado a la abstracción pero que, aun repleta de interrogantes, ofrece algunos datos tangibles para que el espectador pueda entrar en ella, para que la complete cuando se muestra. Si necesita, incorpora escrituras inmemoriales, figuras humanas impresas, mayormente, de forma difusa. Es que Marin no intenta descubrir identidades ni analogías sino, entre otras cosas, bucear en el pasado para entender el presente. Sus dos series Desde el muro y Fragmentos del gesto inicial, separadas entre sí por diez años, proyectan una escritura libre y vigorosa, teñidas a la vez de fuerza y de nostalgia, y aparecen condensando sus reflexiones sobre la unicidad del hombre y su ausencia / permanencia.


El Espejo Objeto de papel | 70 x 50 cm | 1995

Paseo Nocturno Fotograbado | 50 x 60 cm c/u | 1995

matilde marin 17

16 matilde marin

en general, producidas entre los años Ochenta y Noventa, Matilde pone en escena la tensión entre los materiales y su propia sensibilidad y contenida pasión. Las obras ensayan combinaciones y anotan reminiscencias del hombre y experiencias casi imperceptibles de culturas remotas. Confirman el vigor del arte gráfico y vuelven a reivindicar la civilización del papel, que está lejos de acabarse. Con todo, la suya es también una obra abierta vinculada a su memoria personal que por instantes posee un armado conectado a la abstracción pero que, aun repleta de interrogantes, ofrece algunos datos tangibles para que el espectador pueda entrar en ella, para que la complete cuando se muestra. Si necesita, incorpora escrituras inmemoriales, figuras humanas impresas, mayormente, de forma difusa. Es que Marin no intenta descubrir identidades ni analogías sino, entre otras cosas, bucear en el pasado para entender el presente. Sus dos series Desde el muro y Fragmentos del gesto inicial, separadas entre sí por diez años, proyectan una escritura libre y vigorosa, teñidas a la vez de fuerza y de nostalgia, y aparecen condensando sus reflexiones sobre la unicidad del hombre y su ausencia / permanencia.


La Tierra Prometida Grabado a fuego y collage | 35 x 70 cm | 1996

La Señal Grabado a fuego | 35 x 70 cm | 1996

Precisamente, una de las marcas registradas de Marin es su lucha contra las fronteras y por el creciente tránsito entre las disciplinas –grabado, fotografía, video– que a menudo se superponen en su obra última. Cuando en la Escuela Nacional de Bellas Artes comienza una experimentación con los signos, los materiales, las técnicas, que lejos de concluir en receta alguna, no se detiene. En las obras de la serie La tierra prometida y Laberinto, que por su volumen y textura parecen querer convertirse en esculturas, la artista transfiere imágenes y marca tonalidades con fuego sobre papel de algodón puro. Luces y sombras para explorar lo intangible en esas marañas que aparecen abordando cuestiones vinculadas al tiempo y al origen, y en esos volúmenes de papel

matilde marin 19

18 matilde marin

La Tierra Prometida Instalación | 1997

Con fuego y tiempo Las impresiones acumuladas en sus múltiples viajes encuentran un sitio en su quehacer: la soledad del desierto de Atacama, el camino del Inca, los rostros de las cholas, las misteriosas líneas de Nazca, las alturas de Machu Picchu, la erosión de las piedras de Yucatán, los muros de la antigua Cartagena, la grandeza de las pirámides y templos mayas, el juego en las piezas prehispánicas, los colores del Gran Cañón del Colorado, la bruta fuerza de las torres de hierro y vidrio de Nueva York, la inmensidad de las planicies australianas, los vestigios de expresiones culturales antiguas en territorio europeo, el inconmensurable cielo patagónico, la pobreza en el paisaje urbano latinoamericano. Las piezas únicas realizadas con papel hecho a mano –a los que otorga tridimensionalidad– y materiales no convencionales –madera, piedra, metales, objetos precolombinos– revelan que la formación que Matilde tuvo como escultora sigue vigente.


M Metal y pintura | 35 x 35 cm | 1995

Un Lugar Cerรกmica y grabado | 15 x 35 cm | 1998

matilde marin 21

20 matilde marin

Laberinto Objeto grabado | 25 x 35 cm | 1996


M Metal y pintura | 35 x 35 cm | 1995

Un Lugar Cerรกmica y grabado | 15 x 35 cm | 1998

matilde marin 21

20 matilde marin

Laberinto Objeto grabado | 25 x 35 cm | 1996


enrollado que sugieren cierto misticismo. Mientras que las formas sinuosas sin figuras parecen aludir a la pregunta por el principio y el fin, los papeles enroscados, aun sin escrituras, evocan la presencia del “libro de los libros” o la de otros rollos con textos sagrados a ser decodificados. La preocupación de la artista por la centralidad del hombre y por los temas medulares que lo rondan se traduce en las diminutas figuras humanas (réplicas de una escultura en bronce, también en exhibición), y su evanescente este-

la, reproducidas en los grabados a fuego o en los papeles cosidos a mano. Mientras el bronce apunta a la permanencia, los hilos insinúan fragilidad y precariedad. Seducida por la persistencia de testimonios de la memoria del mundo y por lo que llega desde el principio de la historia, Marin a veces se asemeja a una arqueóloga que trabaja con las huellas que sobreviven desde hace siglos. Cierre y apertura de una etapa, su libro Mitos de creación muestra un símbolo inicial maya en la portada y transita en siete grabados originales, viñetas, ornamentos y textos universales, once mitos de los orígenes extraídos de culturas antiguas.

La Tierra Prometida Papel y collage grabado | 50 x 70 cm | 1998

matilde marin 23

22 matilde marin

Fragmento Papel y relieve | 40 x 70 cm | 1995


enrollado que sugieren cierto misticismo. Mientras que las formas sinuosas sin figuras parecen aludir a la pregunta por el principio y el fin, los papeles enroscados, aun sin escrituras, evocan la presencia del “libro de los libros” o la de otros rollos con textos sagrados a ser decodificados. La preocupación de la artista por la centralidad del hombre y por los temas medulares que lo rondan se traduce en las diminutas figuras humanas (réplicas de una escultura en bronce, también en exhibición), y su evanescente este-

la, reproducidas en los grabados a fuego o en los papeles cosidos a mano. Mientras el bronce apunta a la permanencia, los hilos insinúan fragilidad y precariedad. Seducida por la persistencia de testimonios de la memoria del mundo y por lo que llega desde el principio de la historia, Marin a veces se asemeja a una arqueóloga que trabaja con las huellas que sobreviven desde hace siglos. Cierre y apertura de una etapa, su libro Mitos de creación muestra un símbolo inicial maya en la portada y transita en siete grabados originales, viñetas, ornamentos y textos universales, once mitos de los orígenes extraídos de culturas antiguas.

La Tierra Prometida Papel y collage grabado | 50 x 70 cm | 1998

matilde marin 23

22 matilde marin

Fragmento Papel y relieve | 40 x 70 cm | 1995


Laberinto / Homenaje a Borges Libro de artista | Ediciรณn Grรกfica Contemporรกnea | 1998

Imagen Objeto | 18 x 30 cm | 1998

matilde marin 25

24 matilde marin

Imagen Fotograbado | 25 x 40 cm | 1998


Laberinto / Homenaje a Borges Libro de artista | Ediciรณn Grรกfica Contemporรกnea | 1998

Imagen Objeto | 18 x 30 cm | 1998

matilde marin 25

24 matilde marin

Imagen Fotograbado | 25 x 40 cm | 1998


Juego de Manos Fotoperformance | 50 x 120 cm | 1999

Misteriosas, las fotos solarizadas, de ramas y troncos flotantes de la Patagonia, semejan repetir el proceso que modifica las maderas, que dentro del agua se tornan blancas y fuera vuelven a cambiar de color por la acción de la atmósfera. Curioso y poco ortodoxo, también es el proceso fotográfico en papel metálico con el que reelabora en los años Noventa su serie Paseo nocturno, donde la noche pareciera iluminar la desolación y los movimientos de sus habitantes marginales. El azul del inaugural grabado Máscara transmite la misma sensación de sosiego de Telón que, con sus decenas de pequeños papeles azulados hechos a mano, abriga completamente una de las paredes de las salas donde ocurren estos “Desplazamientos” por el territorio del siempre valioso y asombroso universo artístico de Matilde Marin.

Cosecha de Papeles Fotoperformance | 60 x 90 cm | 2004

matilde marin 27

26 matilde marin

Papeles y más papeles en esta exhibición que incluye El no sé qué de la pintura y del arte en general, el libro diseñado e ilustrado por Marin que recopila los pensamientos del artista Luis Seoane. Las imágenes de las manos de la artista están presentes en las serigrafías fotográficas de Juegos de manos y en las fotoperformances de El libro de artista. Matilde Marin captura los gestos de sus propias manos remedando un antiguo juego indígena con hilos que se tocan, se enredan y se alejan. En su ir y venir, modifican estructuras y sugieren el tejido de una trama que parece abrigar el deseo y la emoción. Las mismas manos generosas, abiertas y cerradas, aparecen también en las fotos que congelan el movimiento de las hojas de un libro que, se intuye, la artista acaba de inventar. Ambas series expresan espacios engañosamente cercanos y momentos verdaderos que ya no son aun cuando los tonos de las serigrafías fotográficas y la nitidez de las fotografías anuncien la ilusión de lo eterno y lo auténtico.


Juego de Manos Fotoperformance | 50 x 120 cm | 1999

Misteriosas, las fotos solarizadas, de ramas y troncos flotantes de la Patagonia, semejan repetir el proceso que modifica las maderas, que dentro del agua se tornan blancas y fuera vuelven a cambiar de color por la acción de la atmósfera. Curioso y poco ortodoxo, también es el proceso fotográfico en papel metálico con el que reelabora en los años Noventa su serie Paseo nocturno, donde la noche pareciera iluminar la desolación y los movimientos de sus habitantes marginales. El azul del inaugural grabado Máscara transmite la misma sensación de sosiego de Telón que, con sus decenas de pequeños papeles azulados hechos a mano, abriga completamente una de las paredes de las salas donde ocurren estos “Desplazamientos” por el territorio del siempre valioso y asombroso universo artístico de Matilde Marin.

Cosecha de Papeles Fotoperformance | 60 x 90 cm | 2004

matilde marin 27

26 matilde marin

Papeles y más papeles en esta exhibición que incluye El no sé qué de la pintura y del arte en general, el libro diseñado e ilustrado por Marin que recopila los pensamientos del artista Luis Seoane. Las imágenes de las manos de la artista están presentes en las serigrafías fotográficas de Juegos de manos y en las fotoperformances de El libro de artista. Matilde Marin captura los gestos de sus propias manos remedando un antiguo juego indígena con hilos que se tocan, se enredan y se alejan. En su ir y venir, modifican estructuras y sugieren el tejido de una trama que parece abrigar el deseo y la emoción. Las mismas manos generosas, abiertas y cerradas, aparecen también en las fotos que congelan el movimiento de las hojas de un libro que, se intuye, la artista acaba de inventar. Ambas series expresan espacios engañosamente cercanos y momentos verdaderos que ya no son aun cuando los tonos de las serigrafías fotográficas y la nitidez de las fotografías anuncien la ilusión de lo eterno y lo auténtico.


28 matilde marin

matilde marin 29

Libro de artista sobre textos de Seoane Edición Raiña Lupa París, Francia | 2001


28 matilde marin

matilde marin 29

Libro de artista sobre textos de Seoane Edición Raiña Lupa París, Francia | 2001


Artist’s Book Proceso creativo | 35 x 25 cm | 2004

matilde marin 31

30 matilde marin

Artist’s Book Fotoperformance | 60 x 80 cm | 2004


Artist’s Book Proceso creativo | 35 x 25 cm | 2004

matilde marin 31

30 matilde marin

Artist’s Book Fotoperformance | 60 x 80 cm | 2004


RESTAURANDO LA MEMORIA Manuel Neves

Qué estaremos dibujando a través de nuestras formas de vivir. Perejaume

Proyección del video Juego de manos Duración: 8 minutos | Buenos Aires Primera versión: 1999. Segunda versión: 2000

sobre otras superficies. Éste se le presentó no sólo como un terreno fértil para la investigación sino como una técnica que conceptualizaba esa idea de conservación de una huella, huella que a su vez es transmisora de una determinada memoria que la artista intenta ordenar primero y conservar después. Todas las huellas que utiliza para recrear y conservar esa memoria histórica o inmediata, tienen las características de los índices. “A diferencia de los símbolos los índices basan su significado en la relación física con sus referentes. Son señales o huellas de una causa particular, y dicha causa es aquello a lo que se refieren, el objeto que significan”.1 Cuando en la serie Fragmentos integra a sus obras trozos de cerámicas o restos fósiles de origen americano –o después agregado de textos fundamentales para la cultura americana como el Popol Vuh– la artista diferencia una historia universal de una historia americana propia utilizando, no símbolos de esa cultura sino algunos índices seleccionados. “El signifi-

matilde marin 35

34 matilde marin

La obra de Matilde Marin trata sobre la memoria, sobre su preservación y sus formas simbólicas de representación. Esa memoria cultural, social, afectiva y emocional es rescatada y edificada con huellas que la artista selecciona, recolecta o recrea, de un pasado histórico universal o de un presente personal. Marin utiliza la huella como un patrón cultural que la relaciona con el pasado considerado como propio. Centrando su actividad en la permanente búsqueda por unificar, reunir y conectar esta memoria que se presenta fragmentada y dispersa. La elección del medio plástico tiene un sentido, primero conceptual y después estético, logrando siempre un equilibrio entre ambos, pero nunca partiendo desde una forma plástica. El grabado, en su forma tradicional, puede ser visto como una marca o una huella producida en una matriz que posteriormente se reproduce


RESTAURANDO LA MEMORIA Manuel Neves

Qué estaremos dibujando a través de nuestras formas de vivir. Perejaume

Proyección del video Juego de manos Duración: 8 minutos | Buenos Aires Primera versión: 1999. Segunda versión: 2000

sobre otras superficies. Éste se le presentó no sólo como un terreno fértil para la investigación sino como una técnica que conceptualizaba esa idea de conservación de una huella, huella que a su vez es transmisora de una determinada memoria que la artista intenta ordenar primero y conservar después. Todas las huellas que utiliza para recrear y conservar esa memoria histórica o inmediata, tienen las características de los índices. “A diferencia de los símbolos los índices basan su significado en la relación física con sus referentes. Son señales o huellas de una causa particular, y dicha causa es aquello a lo que se refieren, el objeto que significan”.1 Cuando en la serie Fragmentos integra a sus obras trozos de cerámicas o restos fósiles de origen americano –o después agregado de textos fundamentales para la cultura americana como el Popol Vuh– la artista diferencia una historia universal de una historia americana propia utilizando, no símbolos de esa cultura sino algunos índices seleccionados. “El signifi-

matilde marin 35

34 matilde marin

La obra de Matilde Marin trata sobre la memoria, sobre su preservación y sus formas simbólicas de representación. Esa memoria cultural, social, afectiva y emocional es rescatada y edificada con huellas que la artista selecciona, recolecta o recrea, de un pasado histórico universal o de un presente personal. Marin utiliza la huella como un patrón cultural que la relaciona con el pasado considerado como propio. Centrando su actividad en la permanente búsqueda por unificar, reunir y conectar esta memoria que se presenta fragmentada y dispersa. La elección del medio plástico tiene un sentido, primero conceptual y después estético, logrando siempre un equilibrio entre ambos, pero nunca partiendo desde una forma plástica. El grabado, en su forma tradicional, puede ser visto como una marca o una huella producida en una matriz que posteriormente se reproduce


cado de esta obra se centra en la mera instalación de una presencia por medio del índice”: La presencia es el signo que restaura y repara una memoria, que éticamente necesita conservar. En esa restauración, a modo de un gran flashback, Matilde Marin ha trabajado y evolucionado desde un pasado histórico universal a un presente personal, comenzando con el grabado pero siguiendo con libros de artista, escultura, instalación, fotografía y por último, video. Esta evolución temporal acompaña una inevitable evolución técnica en el sentido de que Matilde va abordando diferentes medios de acuerdo con sus necesidades. Por eso, su obra debe ser entendida como un corpus que se desarrolla temporalmente en la medida en que su discurso lo hace históricamente.

Still del video Juego de manos

Stills del video Bricolaje contemporáneo (Recolección) Duración: 3 min 22 seg | Buenos Aires, 2004

flejamos nosotros. En Bricolaje Contemporáneo Marin recolecta, como también hacía en el pasado, lo que se necesita para sobrevivir pero también lo que no, eso transformándose inevitablemente en una penosa carga en el devenir de nuestras vidas. Últimos trabajos en video En Travesía, realizado en octubre de 2002, construye una metáfora en múltiples niveles sobre las trayectorias vitales y sus peripecias: las miradas anónimas que dialogan e interrogan el presente; un viaje, una estación, el tránsito, los no-lugares, esos que la artista fotografía y presenta como imágenes que representan carto-

grafías humanas, índices vitales. La coloración gris y casi monocroma arma un clima brumoso y atemporal, presente también en sus fotografías que sirven para completar esa posible metáfora sobre el presente, su relación con el pasado y la posibilidad de un futuro como consecuencia de estos dos. Un profundo e incómodo dramatismo sobrevuela toda la obra. En la existencia que tenemos, y que también construimos, está la clave: esas miradas, nuestras miradas, no son sólo ejemplos de vulnerabilidad sino también de dignidad. En El Día de Karina, esa memoria que edificamos a través de trayectorias vitales es ejemplarizada por el trabajo de un individuo que Marin rescata de la multitud para componer una metonimia sobre las travesías vitales y también sobre la realidad donde se desarrollan. Este ser humano no es un ejemplo cualquiera: es una mujer que realiza una actividad para sobrevivir en una realidad adversa, actividad que se parece más a un ritual de celebración de los misterios de la vida que a un esclavizante traba-

matilde marin 37

36 matilde marin

La obra en video Su necesidad de trabajar con video responde a dos razones fundamentales que no la separan de la esencia de sus obras anteriores. La primera es la inmediatez del registro de una realidad

contemporánea que éste permite; la segunda es el potencial narrativo que el video tiene y que la artista utiliza de la misma manera que en su trabajo fotográfico de los últimos años. No es casualidad que trabaje con ambos en paralelo. Marin intenta capturar imágenes fugaces y efímeras que sirvan como emblemas de la transitoriedad humana. Estos fragmentos narrativos definitivamente rescatados servirán para reconocernos, primero como en un espejo y después, para construir esa memoria peligrosamente errática. Esta necesidad de conservación no es muy distinta de la anterior y responde a una actitud ética ante un presente dinámico, impersonal y esquizofrénico. Un presente que primero hay que reconocer en su complejidad para después poder reparar. Esta serie de videos también se puede interpretar como posible autorretrato surgido de retratos colectivos, demarcados y definidos por una contingencia determinada. Las miradas en Travesía se pueden ver como un espejo donde se refleja la artista, pero también donde nos re-


cado de esta obra se centra en la mera instalación de una presencia por medio del índice”: La presencia es el signo que restaura y repara una memoria, que éticamente necesita conservar. En esa restauración, a modo de un gran flashback, Matilde Marin ha trabajado y evolucionado desde un pasado histórico universal a un presente personal, comenzando con el grabado pero siguiendo con libros de artista, escultura, instalación, fotografía y por último, video. Esta evolución temporal acompaña una inevitable evolución técnica en el sentido de que Matilde va abordando diferentes medios de acuerdo con sus necesidades. Por eso, su obra debe ser entendida como un corpus que se desarrolla temporalmente en la medida en que su discurso lo hace históricamente.

Still del video Juego de manos

Stills del video Bricolaje contemporáneo (Recolección) Duración: 3 min 22 seg | Buenos Aires, 2004

flejamos nosotros. En Bricolaje Contemporáneo Marin recolecta, como también hacía en el pasado, lo que se necesita para sobrevivir pero también lo que no, eso transformándose inevitablemente en una penosa carga en el devenir de nuestras vidas. Últimos trabajos en video En Travesía, realizado en octubre de 2002, construye una metáfora en múltiples niveles sobre las trayectorias vitales y sus peripecias: las miradas anónimas que dialogan e interrogan el presente; un viaje, una estación, el tránsito, los no-lugares, esos que la artista fotografía y presenta como imágenes que representan carto-

grafías humanas, índices vitales. La coloración gris y casi monocroma arma un clima brumoso y atemporal, presente también en sus fotografías que sirven para completar esa posible metáfora sobre el presente, su relación con el pasado y la posibilidad de un futuro como consecuencia de estos dos. Un profundo e incómodo dramatismo sobrevuela toda la obra. En la existencia que tenemos, y que también construimos, está la clave: esas miradas, nuestras miradas, no son sólo ejemplos de vulnerabilidad sino también de dignidad. En El Día de Karina, esa memoria que edificamos a través de trayectorias vitales es ejemplarizada por el trabajo de un individuo que Marin rescata de la multitud para componer una metonimia sobre las travesías vitales y también sobre la realidad donde se desarrollan. Este ser humano no es un ejemplo cualquiera: es una mujer que realiza una actividad para sobrevivir en una realidad adversa, actividad que se parece más a un ritual de celebración de los misterios de la vida que a un esclavizante traba-

matilde marin 37

36 matilde marin

La obra en video Su necesidad de trabajar con video responde a dos razones fundamentales que no la separan de la esencia de sus obras anteriores. La primera es la inmediatez del registro de una realidad

contemporánea que éste permite; la segunda es el potencial narrativo que el video tiene y que la artista utiliza de la misma manera que en su trabajo fotográfico de los últimos años. No es casualidad que trabaje con ambos en paralelo. Marin intenta capturar imágenes fugaces y efímeras que sirvan como emblemas de la transitoriedad humana. Estos fragmentos narrativos definitivamente rescatados servirán para reconocernos, primero como en un espejo y después, para construir esa memoria peligrosamente errática. Esta necesidad de conservación no es muy distinta de la anterior y responde a una actitud ética ante un presente dinámico, impersonal y esquizofrénico. Un presente que primero hay que reconocer en su complejidad para después poder reparar. Esta serie de videos también se puede interpretar como posible autorretrato surgido de retratos colectivos, demarcados y definidos por una contingencia determinada. Las miradas en Travesía se pueden ver como un espejo donde se refleja la artista, pero también donde nos re-


Proyección del video Travesía Duración: 4 min 55 seg | Buenos Aires, 2002

jo. Viendo esta morosa labor desarrollada por Karina, uno no puede dejar de pensar en los poemas del poeta español: “Yo amo los mundos sutiles, ingrávidos y gentiles como pompas de jabón. Me gusta verlos pintarse de sol y grana, volar bajo el cielo azul, temblar súbitamente y quebrarse”. Con una extrema austeridad formal, Marin evita cualquier efecto que instaure un clima dramático. Al contrario, la belleza de la acción ejecutada por Karina nos abstrae y relaja. Esta acción, es, al decir de Helio Oiticica, un “momento ético”, un callado acto de rebeldía sutilmente feminista. En Bricolaje Contemporáneo, esa visión femenina de la vida y de la realidad que siempre estuvo presente en la obra de Marin, es llevada más adelante, es profundizada en lo que es, sin duda, su pieza más densa realizada en video hasta el momento, que conceptualmente condensa toda su producción anterior. Los recorridos vitales se transforman en los recorridos de una mujer que es individual y a la vez universal. La recolección como metáfora de la búsqueda de conocimiento y al mismo tiempo como actividad necesaria para sobrevivir: ambas ineludiblemente unidas conforman una dialéctica de vida y muerte, de conservación y corrupción, de luz y oscuridad. Todo lo que cargamos en nuestras vidas no es siempre imprescindible o positivo. Todo lo que creamos no es siempre necesario. También somos responsables de lo

Stills del video Artist’s Book Duración: 3 min | Buenos Aires, 2003

otro, de lo que ocultamos. En un mundo de una frivolidad paralizante, esta profunda reflexión sobre la responsabilidad y la ética es imprescindible para que el arte sea una hacer profundamente humano, tan necesario como otros. Ramas Flotantes es el último de sus trabajos en video, realizado en septiembre de 2004 y rodado en el sur argentino, lugar donde se siente conectada personal y afectivamente. Evitando el

matilde marin 39

38 matilde marin

Still del video Juego de manos


Proyección del video Travesía Duración: 4 min 55 seg | Buenos Aires, 2002

jo. Viendo esta morosa labor desarrollada por Karina, uno no puede dejar de pensar en los poemas del poeta español: “Yo amo los mundos sutiles, ingrávidos y gentiles como pompas de jabón. Me gusta verlos pintarse de sol y grana, volar bajo el cielo azul, temblar súbitamente y quebrarse”. Con una extrema austeridad formal, Marin evita cualquier efecto que instaure un clima dramático. Al contrario, la belleza de la acción ejecutada por Karina nos abstrae y relaja. Esta acción, es, al decir de Helio Oiticica, un “momento ético”, un callado acto de rebeldía sutilmente feminista. En Bricolaje Contemporáneo, esa visión femenina de la vida y de la realidad que siempre estuvo presente en la obra de Marin, es llevada más adelante, es profundizada en lo que es, sin duda, su pieza más densa realizada en video hasta el momento, que conceptualmente condensa toda su producción anterior. Los recorridos vitales se transforman en los recorridos de una mujer que es individual y a la vez universal. La recolección como metáfora de la búsqueda de conocimiento y al mismo tiempo como actividad necesaria para sobrevivir: ambas ineludiblemente unidas conforman una dialéctica de vida y muerte, de conservación y corrupción, de luz y oscuridad. Todo lo que cargamos en nuestras vidas no es siempre imprescindible o positivo. Todo lo que creamos no es siempre necesario. También somos responsables de lo

Stills del video Artist’s Book Duración: 3 min | Buenos Aires, 2003

otro, de lo que ocultamos. En un mundo de una frivolidad paralizante, esta profunda reflexión sobre la responsabilidad y la ética es imprescindible para que el arte sea una hacer profundamente humano, tan necesario como otros. Ramas Flotantes es el último de sus trabajos en video, realizado en septiembre de 2004 y rodado en el sur argentino, lugar donde se siente conectada personal y afectivamente. Evitando el

matilde marin 39

38 matilde marin

Still del video Juego de manos


registro performático que caracteriza sus obras anteriores, opta esta vez por el registro documental de la naturaleza en su sentido más abstracto. La artista arma un collage visual que funciona paralelamente con su producción de la década de los ochenta y que también se puede entender como una metáfora de sus orígenes vitales y por extensión artísticos. Este trabajo, uno de los más cortos en duración, podría proyectarse en forma indefinida como un gran collage en movimiento. Su ritmo lento y moroso, característico en la obra de Marin, es reforzado por el movimiento abstracto del agua. Sin duda, esta pieza

no puede dejar de conectarse con su trabajo anterior, creando una circularidad en su obra y en los conceptos que viene elaborando desde hace varias décadas. Un eslabón más en la construcción de una poética que surge de una obra que se edifica con la elección de una estética y una técnica adecuadas para reflexionar sobre conceptos fundamentales. Como dice Antonio Pizza:2 “Se trata, en resumidas cuentas, de generar y transmitir un conocimiento trasmutado en memoria, cuyo principal requisito será el de configurar sus resultados no como soluciones, salvaciones o catarsis, sino –fundamentalmente– como problemas. La consideración del pasado en sus aspectos problemáticos irá demostrando su productibilidad respecto al ejercicio de una actitud crítica frente a nuestra contemporaneidad; por lo tanto, sólo si somos capaces de construir un pasado, podremos estar en condición de proyectar nuestro futuro, a partir de la ineludible valorización de la libertad creativa de nuestro pensamiento”.

1

Stills del video Ramas flotantes Duración: 3 min | Buenos Aires, 2004

2

Rosalind E. Kraus, La originalidad de la vanguardia y otros mitos modernos, Madrid, Alianza Editorial, 1996, p. 212. Antonio Pizza, La construcción del pasado, Madrid, Editorial Celeste, 2000, p. 10.

Proyecto de video instalación El día de Karina (La ilusión) Duración: 5 min 53 seg | Buenos Aires, 2004

matilde marin 41

40 matilde marin

Manuel Neves Montevideo, marzo de 2005


registro performático que caracteriza sus obras anteriores, opta esta vez por el registro documental de la naturaleza en su sentido más abstracto. La artista arma un collage visual que funciona paralelamente con su producción de la década de los ochenta y que también se puede entender como una metáfora de sus orígenes vitales y por extensión artísticos. Este trabajo, uno de los más cortos en duración, podría proyectarse en forma indefinida como un gran collage en movimiento. Su ritmo lento y moroso, característico en la obra de Marin, es reforzado por el movimiento abstracto del agua. Sin duda, esta pieza

no puede dejar de conectarse con su trabajo anterior, creando una circularidad en su obra y en los conceptos que viene elaborando desde hace varias décadas. Un eslabón más en la construcción de una poética que surge de una obra que se edifica con la elección de una estética y una técnica adecuadas para reflexionar sobre conceptos fundamentales. Como dice Antonio Pizza:2 “Se trata, en resumidas cuentas, de generar y transmitir un conocimiento trasmutado en memoria, cuyo principal requisito será el de configurar sus resultados no como soluciones, salvaciones o catarsis, sino –fundamentalmente– como problemas. La consideración del pasado en sus aspectos problemáticos irá demostrando su productibilidad respecto al ejercicio de una actitud crítica frente a nuestra contemporaneidad; por lo tanto, sólo si somos capaces de construir un pasado, podremos estar en condición de proyectar nuestro futuro, a partir de la ineludible valorización de la libertad creativa de nuestro pensamiento”.

1

Stills del video Ramas flotantes Duración: 3 min | Buenos Aires, 2004

2

Rosalind E. Kraus, La originalidad de la vanguardia y otros mitos modernos, Madrid, Alianza Editorial, 1996, p. 212. Antonio Pizza, La construcción del pasado, Madrid, Editorial Celeste, 2000, p. 10.

Proyecto de video instalación El día de Karina (La ilusión) Duración: 5 min 53 seg | Buenos Aires, 2004

matilde marin 41

40 matilde marin

Manuel Neves Montevideo, marzo de 2005


MATILDE MARIN Biografía

Matilde Marin durante las tomas fotográficas para la serie Juego de Manos. Buenos Aires, 1999

premio de la Asociación de Críticos de la Argentina como el mejor del año. Su obra se inicia alrededor de lo que Marin llamó La memoria interna del hombre, y actualmente trabaja poéticas de lo real, respondiendo a la diversidad de contextos y situaciones que se producen tanto socialmente como en el medio ambiente. Paralelamente desarrolla una intensa actividad docente creando en 1995 Gráfica Contemporánea, un espacio destinado a la actualización de las técnicas gráficas para artistas y docentes de arte del interior del país. En 2001 selecciona y coordina conjuntamente con Rimer Cardillo (Uruguay) el proyecto de estudios para artistas emergentes de la Argentina como parte del programa latinoamericano de la Universidad del Estado de Nueva York, USA. En 2003 crea Kontemporánea proyecto de arte. Desde 1990 es profesora visitante en seminarios de posgrado en universidades de Argentina, Santiago de Chile, Brasil, Puerto Rico y Barcelona. Ha trabajado y vivido en Caracas, Venezuela; Zúrich, Suiza; y Washington, USA. Actualmente vive y trabaja en Buenos Aires.

matilde marin 45

44 matilde marin

Nació en Buenos Aires, Argentina, en 1948. Se gradúa como escultora en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires. En 1973 conoce a la artista Martha Gavensky, quien la introduce en las técnicas gráficas. Dos años más tarde emprende un largo viaje por tierra a través de Latinoamérica, experiencia que será central en la construcción de su obra años más tarde. En 1978 continúa sus estudios en la Kunstgewerbeschule de Zúrich, Suiza, donde se entrena en técnicas de grabado contemporáneo. Regresa a Buenos Aires en 1980 e instala su taller. En 1984 empieza su trabajo profesional, crea el Grupo Seis con Alicia Díaz Rinaldi y Graciela Zar, con la intención de renovar la orientación del grabado en la Argentina y comienza a participar de forma activa en Bienales Internacionales de Gráfica. En 1992 obtiene el Premio Konex de Platino en la especialidad grabado como uno de los veinte artistas más destacados de la década. En 1999 incorpora a su obra la fotografía y el video. Desde esa fecha ha producido 6 videos, uno de ellos Juego de Manos, ha obtenido en 2002 el


MATILDE MARIN Biografía

Matilde Marin durante las tomas fotográficas para la serie Juego de Manos. Buenos Aires, 1999

premio de la Asociación de Críticos de la Argentina como el mejor del año. Su obra se inicia alrededor de lo que Marin llamó La memoria interna del hombre, y actualmente trabaja poéticas de lo real, respondiendo a la diversidad de contextos y situaciones que se producen tanto socialmente como en el medio ambiente. Paralelamente desarrolla una intensa actividad docente creando en 1995 Gráfica Contemporánea, un espacio destinado a la actualización de las técnicas gráficas para artistas y docentes de arte del interior del país. En 2001 selecciona y coordina conjuntamente con Rimer Cardillo (Uruguay) el proyecto de estudios para artistas emergentes de la Argentina como parte del programa latinoamericano de la Universidad del Estado de Nueva York, USA. En 2003 crea Kontemporánea proyecto de arte. Desde 1990 es profesora visitante en seminarios de posgrado en universidades de Argentina, Santiago de Chile, Brasil, Puerto Rico y Barcelona. Ha trabajado y vivido en Caracas, Venezuela; Zúrich, Suiza; y Washington, USA. Actualmente vive y trabaja en Buenos Aires.

matilde marin 45

44 matilde marin

Nació en Buenos Aires, Argentina, en 1948. Se gradúa como escultora en la Escuela de Bellas Artes de Buenos Aires. En 1973 conoce a la artista Martha Gavensky, quien la introduce en las técnicas gráficas. Dos años más tarde emprende un largo viaje por tierra a través de Latinoamérica, experiencia que será central en la construcción de su obra años más tarde. En 1978 continúa sus estudios en la Kunstgewerbeschule de Zúrich, Suiza, donde se entrena en técnicas de grabado contemporáneo. Regresa a Buenos Aires en 1980 e instala su taller. En 1984 empieza su trabajo profesional, crea el Grupo Seis con Alicia Díaz Rinaldi y Graciela Zar, con la intención de renovar la orientación del grabado en la Argentina y comienza a participar de forma activa en Bienales Internacionales de Gráfica. En 1992 obtiene el Premio Konex de Platino en la especialidad grabado como uno de los veinte artistas más destacados de la década. En 1999 incorpora a su obra la fotografía y el video. Desde esa fecha ha producido 6 videos, uno de ellos Juego de Manos, ha obtenido en 2002 el


2002 Juegos Iniciales, Galería Diners, Bogotá, Colombia. Escenarios, Centro Cultural Recoleta, Buenos Aires. Exposición Papeis Museo de Arte Contemporáneo, San Pablo, Brasil, 1997

2001 Initial Games, Casas Reigner Gallery, Miami, USA.

Exhibiciones y proyectos individuales (selección)

Xogos de Mans, video instalación, Fundación Luis Seoane, Galicia, España. Juegos Iniciales, Galería Del Infinito Arte, Buenos

2006

Aires, Argentina. Exposición Juego de Manos Museo Nacional de Bellas Artes, Santiago, Chile, 2000

Desplazamientos, Fundación Alon, Buenos Aires, Argentina. Paisajes involuntarios, Casas Riegner Gallery, Bogotá, Colombia.

2000

Iluminaciones, Sala Contemporáneos, MALBA,

Juego de manos, video instalación, Museo de Bellas

Buenos Aires, Argentina.

Artes, Santiago de Chile.

El Estremecimiento de la Poesía, Casa Castelví,

Utopías reales, Sueño y Razón de Matilde Marin,

Asunción, Paraguay.

Casa de las Américas, La Habana, Cuba.

1997 Papeis, instalación, Museu de Arte Contemporanea,

2005

1999

San Pablo, Brasil.

Bricolaje Contemporáneo, presentación del proyecto,

Obra sobre Papel 1989/1999, Galería Nacional de

Ryty & Okruchy, Muzeum Lazienki, Galería Stara

libro y videos, MALBA, Buenos Aires, Argentina.

Arte Contemporáneo, Costa Rica.

Kordegarda, Galería BWA, Varsovia, Polonia.

The Nomadic Work of Matilde Marin, School of Arts

Juego de Manos, video instalación, Museo Torres

Ryty & Okruchy , Muzeum Ksiazki Artystycznej,

& Performing Arts, State University of New York,

García, Montevideo, Uruguay.

Atmósferas, presentación del proyecto Estrecho de

1998

Magallanes, Patagonia, Argentina.

Incisiones & Fragmentos, Manggha, Centro de Arte

2003 Una cuestión de intensidad, Galería Lucía de la

Borges, Buenos Aires, Argentina.

Contemporáneo, Cracovia, Polonia.

1996

La Tierra Prometida, La Galería, Quito, Ecuador.

Fragmentos, Museu de Arte Contemporanea, Porto Alegre, Brasil.

Exposición Xogos de Mans Fundación Luis Seoane, Galicia, España, 2001

El camino hacia la imagen, Museo de Arte

1994

Moderno, Cuenca, Ecuador.

Presentación del libro de artista Mitos de Creación,

El camino hacia la imagen, Museo de la Ciudad,

Biblioteca Luis Ángel Arango, Bogotá, Colombia.

Quito, Ecuador.

Gráfica, Galería Sextante, Bogotá, Colombia.

matilde marin 47

46 matilde marin

Puente, Lima, Perú.

Lodzi, Varsovia, Polonia. La Tierra Prometida, Instalación, Centro Cultural

New Paltz, USA.


2002 Juegos Iniciales, Galería Diners, Bogotá, Colombia. Escenarios, Centro Cultural Recoleta, Buenos Aires. Exposición Papeis Museo de Arte Contemporáneo, San Pablo, Brasil, 1997

2001 Initial Games, Casas Reigner Gallery, Miami, USA.

Exhibiciones y proyectos individuales (selección)

Xogos de Mans, video instalación, Fundación Luis Seoane, Galicia, España. Juegos Iniciales, Galería Del Infinito Arte, Buenos

2006

Aires, Argentina. Exposición Juego de Manos Museo Nacional de Bellas Artes, Santiago, Chile, 2000

Desplazamientos, Fundación Alon, Buenos Aires, Argentina. Paisajes involuntarios, Casas Riegner Gallery, Bogotá, Colombia.

2000

Iluminaciones, Sala Contemporáneos, MALBA,

Juego de manos, video instalación, Museo de Bellas

Buenos Aires, Argentina.

Artes, Santiago de Chile.

El Estremecimiento de la Poesía, Casa Castelví,

Utopías reales, Sueño y Razón de Matilde Marin,

Asunción, Paraguay.

Casa de las Américas, La Habana, Cuba.

1997 Papeis, instalación, Museu de Arte Contemporanea,

2005

1999

San Pablo, Brasil.

Bricolaje Contemporáneo, presentación del proyecto,

Obra sobre Papel 1989/1999, Galería Nacional de

Ryty & Okruchy, Muzeum Lazienki, Galería Stara

libro y videos, MALBA, Buenos Aires, Argentina.

Arte Contemporáneo, Costa Rica.

Kordegarda, Galería BWA, Varsovia, Polonia.

The Nomadic Work of Matilde Marin, School of Arts

Juego de Manos, video instalación, Museo Torres

Ryty & Okruchy , Muzeum Ksiazki Artystycznej,

& Performing Arts, State University of New York,

García, Montevideo, Uruguay.

Atmósferas, presentación del proyecto Estrecho de

1998

Magallanes, Patagonia, Argentina.

Incisiones & Fragmentos, Manggha, Centro de Arte

2003 Una cuestión de intensidad, Galería Lucía de la

Borges, Buenos Aires, Argentina.

Contemporáneo, Cracovia, Polonia.

1996

La Tierra Prometida, La Galería, Quito, Ecuador.

Fragmentos, Museu de Arte Contemporanea, Porto Alegre, Brasil.

Exposición Xogos de Mans Fundación Luis Seoane, Galicia, España, 2001

El camino hacia la imagen, Museo de Arte

1994

Moderno, Cuenca, Ecuador.

Presentación del libro de artista Mitos de Creación,

El camino hacia la imagen, Museo de la Ciudad,

Biblioteca Luis Ángel Arango, Bogotá, Colombia.

Quito, Ecuador.

Gráfica, Galería Sextante, Bogotá, Colombia.

matilde marin 47

46 matilde marin

Puente, Lima, Perú.

Lodzi, Varsovia, Polonia. La Tierra Prometida, Instalación, Centro Cultural

New Paltz, USA.


1995 Catálogo de la VII Bienal de Cuenca, Ecuador, 2002

O papel como um Meio, Museu du Gravura, Curitiba, Brasil. 1/1 Ediciones Variables, Espacio de Arte Filo, Buenos Aires, Argentina. 1993

Exhibiciones colectivas (selección)

El Papel como Medio, Fondo Nacional de las Artes, Buenos Aires, Argentina.

2006 1992

Proyetto Atmósfera, ILLA, Roma, Italia.

El Papel como Medio, Art et Arte, Montreal, Canadá.

Iluminaciones, Sala Contemporáneos, Malba, Buenos Aires, Argentina.

1990

Elocuencia. Muestra de videos argentinos, Centro

Desde el Muro, Galería Cámara de Comercio,

2005

Cultural de España, Buenos Aires.

Medellín, Colombia.

Contradicciones y Convivencias (Artistas de los 80 y

Llibres d’artista, Centre Cultural Fundació Caixate-

Matilde Marin, Obra Gráfica, Fundación Banco Patricios, Buenos Aires, Argentina.

90 en Latinoamérica), Biblioteca Luis Ángel Arango,

rrassa, Cataluña, España.

Matilde Marin en su taller Buenos Aires, 1986

Bogotá, Colombia.

Colección de la Fundación Antonio Pérez, Cuenca,

The Rocket Tour: Making Artists Books Today, Santa

España.

1989

Bárbara Museum, California, USA.

Arco 2004, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Desde el Muro, IDB Staff Association Art Gallery,

En la Palma de la Mano. Artistas de los Ochenta,

Washington DC, USA.

Centro Cultural Recoleta y Fundación Alon, Buenos

2003

Desde el Muro, Palazzo Visconti, Milán, Italia.

Aires, Argentina.

Frágiles, Espacio Líquido, Gijón, España.

El sutil vértigo de la imagen, Centro Cultural

Of what I am, Lehman College Art Gallery, Nueva

1987

Parque España, Rosario, Argentina.

York, USA.

Desde el Muro, Studio Lisemberg, Buenos Aires,

Arco 2005, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Fourtell, Casas Riegner Gallery, Miami, USA. Arco 2003, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Argentina. 2004 Preparación del libro de artista Mitos de creación Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia, 1993

1986

Never again, San José State University, The Natalie

2002

Grabados 85/86, Fundación Banco Patricios,

and James Thompson Art Gallery, USA.

FotoGrafía 1, Festivale Internazionale di Fotografía

Buenos Aires, Argentina.

di Roma, Italia.

1985

Graphic Editions Printed in Argentina, Vilniaus

Bibliografías, Galería Ática, Buenos Aires,

Grafikos Centras, Galería Kairé-Desiné, Lituania.

Argentina.

El Libro Diverso, Universidad Finis Terrae, Santiago

Bibliografías, Arena Gallery, Zúrich, Suiza.

de Chile.

matilde marin 49

48 matilde marin

Triennale 100 Miast, Cracovia, Polonia.


1995 Catálogo de la VII Bienal de Cuenca, Ecuador, 2002

O papel como um Meio, Museu du Gravura, Curitiba, Brasil. 1/1 Ediciones Variables, Espacio de Arte Filo, Buenos Aires, Argentina. 1993

Exhibiciones colectivas (selección)

El Papel como Medio, Fondo Nacional de las Artes, Buenos Aires, Argentina.

2006 1992

Proyetto Atmósfera, ILLA, Roma, Italia.

El Papel como Medio, Art et Arte, Montreal, Canadá.

Iluminaciones, Sala Contemporáneos, Malba, Buenos Aires, Argentina.

1990

Elocuencia. Muestra de videos argentinos, Centro

Desde el Muro, Galería Cámara de Comercio,

2005

Cultural de España, Buenos Aires.

Medellín, Colombia.

Contradicciones y Convivencias (Artistas de los 80 y

Llibres d’artista, Centre Cultural Fundació Caixate-

Matilde Marin, Obra Gráfica, Fundación Banco Patricios, Buenos Aires, Argentina.

90 en Latinoamérica), Biblioteca Luis Ángel Arango,

rrassa, Cataluña, España.

Matilde Marin en su taller Buenos Aires, 1986

Bogotá, Colombia.

Colección de la Fundación Antonio Pérez, Cuenca,

The Rocket Tour: Making Artists Books Today, Santa

España.

1989

Bárbara Museum, California, USA.

Arco 2004, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Desde el Muro, IDB Staff Association Art Gallery,

En la Palma de la Mano. Artistas de los Ochenta,

Washington DC, USA.

Centro Cultural Recoleta y Fundación Alon, Buenos

2003

Desde el Muro, Palazzo Visconti, Milán, Italia.

Aires, Argentina.

Frágiles, Espacio Líquido, Gijón, España.

El sutil vértigo de la imagen, Centro Cultural

Of what I am, Lehman College Art Gallery, Nueva

1987

Parque España, Rosario, Argentina.

York, USA.

Desde el Muro, Studio Lisemberg, Buenos Aires,

Arco 2005, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Fourtell, Casas Riegner Gallery, Miami, USA. Arco 2003, Galería DelinfinitoArte, Madrid, España.

Argentina. 2004 Preparación del libro de artista Mitos de creación Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia, 1993

1986

Never again, San José State University, The Natalie

2002

Grabados 85/86, Fundación Banco Patricios,

and James Thompson Art Gallery, USA.

FotoGrafía 1, Festivale Internazionale di Fotografía

Buenos Aires, Argentina.

di Roma, Italia.

1985

Graphic Editions Printed in Argentina, Vilniaus

Bibliografías, Galería Ática, Buenos Aires,

Grafikos Centras, Galería Kairé-Desiné, Lituania.

Argentina.

El Libro Diverso, Universidad Finis Terrae, Santiago

Bibliografías, Arena Gallery, Zúrich, Suiza.

de Chile.

matilde marin 49

48 matilde marin

Triennale 100 Miast, Cracovia, Polonia.


2001

1992

VII Bienal Internacional, Cuenca, Ecuador.

Paintings from Argentina, The Rotunda ExChange,

Colección Libros de Artista, Biblioteca Luis Ángel

Hong Kong.

Arango, Bogotá, Colombia.

New Acquisitions, Museum of the Americas,

The Macau Internacional Exhibition, Macau

Washington DC, USA.

Museum of Art, Macao, China. 1995

1991

Mostra América, Fundación Cultural de Curitiba,

Artistas de Buenos Aires, Museo de la Tertulia, Cali,

2000

Brasil.

Colombia.

Millennium Gráfica 2000, Yokohama, Japón.

The Masters of Graphic Arts, Museum of Arts, Gyór,

Artistas de Buenos Aires, Museo de Bellas Artes,

Bridge to the Future, Cracovia, Polonia.

Hungría.

Ciudad de México.

La metamorfosis de la mano / Artistas Iberoameri-

La Colección del Curador, Museu de Arte Contempo-

Art Exchange, Gallery of the Martin Luther King

Art Miami, USA.

canos, Centro Cultural Recoleta y Centro de Arte

1998

ranea, San Pablo, Brasil.

Memorial Library, Washington DC, USA.

Contemporáneo Parque España, Argentina.

Analogías del Sur, Fundación Santillana, España.

Artist’s Book, Center for Book Artist, Nueva York,

6 Argentine Artists, Nõvus Gallery, Atlanta, USA.

Gráfica 12, Museo Nacional de Bellas Artes, Buenos

El arte de los libros de artista en Latinoamérica,

USA.

Aires, Argentina.

Museo de Oaxaca, México.

Internacional de Gráfica Faber Castell, Museo de

1990

Arte Contemporáneo, Santiago de Chile.

Ideas and Images from Argentina, Bronx Museum

1994

Encuentro Americano, Martin Luther King Memorial Library, Washington DC, USA.

1999

1997

Horizonten comer stadig ti skritt naermere, Bergen

Recurrencias, Museo de Arte Contemporáneo Sofía

of the Arts, Nueva York, USA.

Contemporary Museum, Noruega.

Imber, Caracas, Venezuela.

El Libro de Artista, Museo Nacional de Bellas Artes,

El Arte de los Libros de Artista, Biblioteca Nacional

Cegueses, Museu d’Art Gerona, España.

Buenos Aires, Argentina.

de México.

Arco Latinoamericano, Álvaro Castagnino Galería de

Puente Aéreo 1, Museo de Arte Contemporáneo,

Juego de Manos (obra gráfica), Bienal Internacional

Arte, Madrid, España.

Santiago de Chile.

1996

Guadalajara, México.

Encuentro Interamericano, Museo de las Artes,

de Ljubljana, Eslovenia. Arte Na América Latina, 100 anos de produçao,

1993

Arte Argentino en Colecciones Venezolanas, Museo

Un Marco por la Tierra, exposición itinerante por

de Bellas Artes Caracas, Venezuela.

museos latinoamericanos.

Fine Print Artist, Striped House Museum of the Art,

21st Southern Graphics Council Conference,

Tokyo, Japón.

Baltimore, USA.

Patagonia, Argentina, 1999 Registro fotográfico

Catálogo de la exposición Ideas and images from Argentina | Bronx Museum of Arts, 1989

matilde marin 51

50 matilde marin

Porto Alegre, Brasil.


2001

1992

VII Bienal Internacional, Cuenca, Ecuador.

Paintings from Argentina, The Rotunda ExChange,

Colección Libros de Artista, Biblioteca Luis Ángel

Hong Kong.

Arango, Bogotá, Colombia.

New Acquisitions, Museum of the Americas,

The Macau Internacional Exhibition, Macau

Washington DC, USA.

Museum of Art, Macao, China. 1995

1991

Mostra América, Fundación Cultural de Curitiba,

Artistas de Buenos Aires, Museo de la Tertulia, Cali,

2000

Brasil.

Colombia.

Millennium Gráfica 2000, Yokohama, Japón.

The Masters of Graphic Arts, Museum of Arts, Gyór,

Artistas de Buenos Aires, Museo de Bellas Artes,

Bridge to the Future, Cracovia, Polonia.

Hungría.

Ciudad de México.

La metamorfosis de la mano / Artistas Iberoameri-

La Colección del Curador, Museu de Arte Contempo-

Art Exchange, Gallery of the Martin Luther King

Art Miami, USA.

canos, Centro Cultural Recoleta y Centro de Arte

1998

ranea, San Pablo, Brasil.

Memorial Library, Washington DC, USA.

Contemporáneo Parque España, Argentina.

Analogías del Sur, Fundación Santillana, España.

Artist’s Book, Center for Book Artist, Nueva York,

6 Argentine Artists, Nõvus Gallery, Atlanta, USA.

Gráfica 12, Museo Nacional de Bellas Artes, Buenos

El arte de los libros de artista en Latinoamérica,

USA.

Aires, Argentina.

Museo de Oaxaca, México.

Internacional de Gráfica Faber Castell, Museo de

1990

Arte Contemporáneo, Santiago de Chile.

Ideas and Images from Argentina, Bronx Museum

1994

Encuentro Americano, Martin Luther King Memorial Library, Washington DC, USA.

1999

1997

Horizonten comer stadig ti skritt naermere, Bergen

Recurrencias, Museo de Arte Contemporáneo Sofía

of the Arts, Nueva York, USA.

Contemporary Museum, Noruega.

Imber, Caracas, Venezuela.

El Libro de Artista, Museo Nacional de Bellas Artes,

El Arte de los Libros de Artista, Biblioteca Nacional

Cegueses, Museu d’Art Gerona, España.

Buenos Aires, Argentina.

de México.

Arco Latinoamericano, Álvaro Castagnino Galería de

Puente Aéreo 1, Museo de Arte Contemporáneo,

Juego de Manos (obra gráfica), Bienal Internacional

Arte, Madrid, España.

Santiago de Chile.

1996

Guadalajara, México.

Encuentro Interamericano, Museo de las Artes,

de Ljubljana, Eslovenia. Arte Na América Latina, 100 anos de produçao,

1993

Arte Argentino en Colecciones Venezolanas, Museo

Un Marco por la Tierra, exposición itinerante por

de Bellas Artes Caracas, Venezuela.

museos latinoamericanos.

Fine Print Artist, Striped House Museum of the Art,

21st Southern Graphics Council Conference,

Tokyo, Japón.

Baltimore, USA.

Patagonia, Argentina, 1999 Registro fotográfico

Catálogo de la exposición Ideas and images from Argentina | Bronx Museum of Arts, 1989

matilde marin 51

50 matilde marin

Porto Alegre, Brasil.


1987 Grupo Seis, Bienal Internacional de Valparaíso, Chile. Grupo Seis, Bienal Internacional de Gráfica, Ljubljana, Slovenia. 1989

1986

Argentina Form and Light, IDB, Washington DC,

Argentine Contemporary Art, Atrium La Pola, Japón.

Libros y Libros de Artista

USA.

Obras de la Colección Citibank, itinerante por muse-

2006

Grupo Seis, Universidad de Salamanca, España.

os latinoamericanos.

Matilde Marin / Desplazamientos, Edición Colección

Bharat Bhavan International Biennial of Prints,

Grabado Argentino Contemporáneo, Galería Nacio-

Fundación Alon, Buenos Aires.

India.

nal de Praga, Checoslovaquia.

Personal Worlds, Ulises Carrion, Editorial Turner.

Los Límites de la Ciudad, CAYC, Buenos Aires,

Grupo Seis, Centro Cultural Recoleta, Buenos Aires,

Argentina.

Argentina.

From the Wall, Berlin Graphic Institute, Alemania.

2005 En la Palma de la Mano. Artistas de los Ochenta.

1985

Victoria Verlichak, Edición Colección Fundación

1988

Grupo Seis, Museo de Arte Moderno, Buenos Aires,

Alon, Buenos Aires, Argentina.

Grabado Argentino, Museu de Belas Artes de Rio de

Argentina.

Matilde Marin. Incisiones y fragmentos, por Jorge López Anaya | Santiago de Chile, 1996

Matilde Marin/Bricolaje Contemporáneo, Adriana

Janeiro, Brasil.

Lauría, Pastor Mellado, Teresa Macri, Edición de la

2001

Grupo Seis, Museo de Río Piedras de la Universidad

artista, Buenos Aires, Argentina.

El no sé qué de la pintura y del arte en general (sobre textos de Luis Seoane), Raiña Lupa Ediciones

de Puerto Rico, San Juan, Puerto Rico. Mostra Internazionale di Grafica, Academia de Belle

2004

en los talleres de L’Imprimerie Nationale de París,

Arti de Catania, Italia.

Río / Tierra / Montaña / Mar / un itinerario. Edición

Francia.

Argentine Graphic Art, Belgrado, Yugoslavia.

Santiago de Chile. 1997

Gravure Argentine Actuelle, Claudio Righetti Gallery, Berne, Suiza.

2003

Laberinto. Homenaje a Borges, Edición Gráfica Con-

El camino hacia la Imagen, Adriana Lauría, Edición

temporánea, Buenos Aires, Argentina.

de la artista, Buenos Aires, Argentina. 1996 Matilde Marin. Incisiones & Fragmentos, Jorge

1993 Mitos de Creación, con prólogo de Nelly Perrazo, Matilde Marin en su taller de Zúrich, Suiza, 1978

Edición Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia,

matilde marin 53

52 matilde marin

López Anaya, Edición Santiago de Chile.


1987 Grupo Seis, Bienal Internacional de Valparaíso, Chile. Grupo Seis, Bienal Internacional de Gráfica, Ljubljana, Slovenia. 1989

1986

Argentina Form and Light, IDB, Washington DC,

Argentine Contemporary Art, Atrium La Pola, Japón.

Libros y Libros de Artista

USA.

Obras de la Colección Citibank, itinerante por muse-

2006

Grupo Seis, Universidad de Salamanca, España.

os latinoamericanos.

Matilde Marin / Desplazamientos, Edición Colección

Bharat Bhavan International Biennial of Prints,

Grabado Argentino Contemporáneo, Galería Nacio-

Fundación Alon, Buenos Aires.

India.

nal de Praga, Checoslovaquia.

Personal Worlds, Ulises Carrion, Editorial Turner.

Los Límites de la Ciudad, CAYC, Buenos Aires,

Grupo Seis, Centro Cultural Recoleta, Buenos Aires,

Argentina.

Argentina.

From the Wall, Berlin Graphic Institute, Alemania.

2005 En la Palma de la Mano. Artistas de los Ochenta.

1985

Victoria Verlichak, Edición Colección Fundación

1988

Grupo Seis, Museo de Arte Moderno, Buenos Aires,

Alon, Buenos Aires, Argentina.

Grabado Argentino, Museu de Belas Artes de Rio de

Argentina.

Matilde Marin. Incisiones y fragmentos, por Jorge López Anaya | Santiago de Chile, 1996

Matilde Marin/Bricolaje Contemporáneo, Adriana

Janeiro, Brasil.

Lauría, Pastor Mellado, Teresa Macri, Edición de la

2001

Grupo Seis, Museo de Río Piedras de la Universidad

artista, Buenos Aires, Argentina.

El no sé qué de la pintura y del arte en general (sobre textos de Luis Seoane), Raiña Lupa Ediciones

de Puerto Rico, San Juan, Puerto Rico. Mostra Internazionale di Grafica, Academia de Belle

2004

en los talleres de L’Imprimerie Nationale de París,

Arti de Catania, Italia.

Río / Tierra / Montaña / Mar / un itinerario. Edición

Francia.

Argentine Graphic Art, Belgrado, Yugoslavia.

Santiago de Chile. 1997

Gravure Argentine Actuelle, Claudio Righetti Gallery, Berne, Suiza.

2003

Laberinto. Homenaje a Borges, Edición Gráfica Con-

El camino hacia la Imagen, Adriana Lauría, Edición

temporánea, Buenos Aires, Argentina.

de la artista, Buenos Aires, Argentina. 1996 Matilde Marin. Incisiones & Fragmentos, Jorge

1993 Mitos de Creación, con prólogo de Nelly Perrazo, Matilde Marin en su taller de Zúrich, Suiza, 1978

Edición Arte Dos Gráfico, Bogotá, Colombia,

matilde marin 53

52 matilde marin

López Anaya, Edición Santiago de Chile.


Canadian Journal of Latin American Studies, 2005

Premios y Becas (selección) 2005 Becas Abiertas, Secretaría de Cultura de la Nación, Residencia para realizar proyectos en la Universidad de Barcelona. 1992 Premio Konex de Platino como uno de los veinte ar-

Premio Konex a las Artes Visuales, Argentina.

tistas más destacados de la década, Argentina.

Museo Nacional de Bellas Artes (Donación Funda-

ción Argentina de Críticos de Arte.

1989

Nacional de las Artes; Academia Nacional de Bellas

Premio Facio Hebecquer, Academia Nacional de Be-

Artes; Fundación arteBa; Museo de Arte Contempo-

2001

llas Artes, Argentina.

ráneo de Salta; Colección Fortabat; Fundación Alon,

Premio Sigwart Blum al videoarte del año, Asocia-

ción Antorchas); Museo de Arte Moderno; Fondo

Premio VII Bienal Internacional de Cuenca, Ecuador.

Argentina; Museo de Arte Contemporáneo Sofía 1988

Imber, Caracas, Venezuela; Biblioteca Luis Arango,

1999

Primer Premio Bienal Latinoamericana de Puerto

Bogotá, Colombia; Museo de Arte Contemporáneo,

Gran Premio del Gobierno de Salta, Argentina.

Rico.

Santiago, Chile; Museu de Arte Contemporanea,

Premio de la Asociación Argentina de Críticos de

San Pablo, Brasil; Instituto de Cultura, Puerto Rico;

Arte a la Acción Docente.

1986

Bronx Museum of the Art, Nueva York; Museum of

Primer Premio Municipal Manuel Belgrano, Buenos

the Americas, Washington DC, USA; Grafoteca de

1997

Aires, Argentina.

Berlín, Alemania; Fundación de la Bienal Interna-

Premio Leonardo a la Creación, Museo Nacional de

cional de Cuenca, Ecuador; Galería Nacional de

Bellas Artes, Argentina.

1985

Praga; Museo de la Universidad de Salamanca,

Mención de la Asociación Argentina de Críticos de

Gran Premio de Honor, Salón Nacional de Grabado,

España; Fundación Antonio Pérez, Cuenca, España;

Arte a la mejor instalación.

Argentina.

Centro de Arte Contemporáneo Reina Sofía, Madrid,

Premio Internacional de Gráfica, Listowell, Irlanda.

España, entre otros.

Premio Beca para Jóvenes Grabadores, Museo de Arte Moderno, Argentina.

matilde marin 55

54 matilde marin

Obra en Colecciones (selección)

2002


Canadian Journal of Latin American Studies, 2005

Premios y Becas (selección) 2005 Becas Abiertas, Secretaría de Cultura de la Nación, Residencia para realizar proyectos en la Universidad de Barcelona. 1992 Premio Konex de Platino como uno de los veinte ar-

Premio Konex a las Artes Visuales, Argentina.

tistas más destacados de la década, Argentina.

Museo Nacional de Bellas Artes (Donación Funda-

ción Argentina de Críticos de Arte.

1989

Nacional de las Artes; Academia Nacional de Bellas

Premio Facio Hebecquer, Academia Nacional de Be-

Artes; Fundación arteBa; Museo de Arte Contempo-

2001

llas Artes, Argentina.

ráneo de Salta; Colección Fortabat; Fundación Alon,

Premio Sigwart Blum al videoarte del año, Asocia-

ción Antorchas); Museo de Arte Moderno; Fondo

Premio VII Bienal Internacional de Cuenca, Ecuador.

Argentina; Museo de Arte Contemporáneo Sofía 1988

Imber, Caracas, Venezuela; Biblioteca Luis Arango,

1999

Primer Premio Bienal Latinoamericana de Puerto

Bogotá, Colombia; Museo de Arte Contemporáneo,

Gran Premio del Gobierno de Salta, Argentina.

Rico.

Santiago, Chile; Museu de Arte Contemporanea,

Premio de la Asociación Argentina de Críticos de

San Pablo, Brasil; Instituto de Cultura, Puerto Rico;

Arte a la Acción Docente.

1986

Bronx Museum of the Art, Nueva York; Museum of

Primer Premio Municipal Manuel Belgrano, Buenos

the Americas, Washington DC, USA; Grafoteca de

1997

Aires, Argentina.

Berlín, Alemania; Fundación de la Bienal Interna-

Premio Leonardo a la Creación, Museo Nacional de

cional de Cuenca, Ecuador; Galería Nacional de

Bellas Artes, Argentina.

1985

Praga; Museo de la Universidad de Salamanca,

Mención de la Asociación Argentina de Críticos de

Gran Premio de Honor, Salón Nacional de Grabado,

España; Fundación Antonio Pérez, Cuenca, España;

Arte a la mejor instalación.

Argentina.

Centro de Arte Contemporáneo Reina Sofía, Madrid,

Premio Internacional de Gráfica, Listowell, Irlanda.

España, entre otros.

Premio Beca para Jóvenes Grabadores, Museo de Arte Moderno, Argentina.

matilde marin 55

54 matilde marin

Obra en Colecciones (selección)

2002


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS


MATILDE MARIN DESPLAZAMIENTOS

horario de atenci贸n: lunes a viernes de 14 a 19. viamonte 1465, piso 10, (c1055abd), buenos aires tel-fax (54 11) 4372-8810, info@fundacionalon.org www.fundacionalon.org


Matilde Marin, desplazamientos