Page 1


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

"Al principio no había caminos en el mundo, pero cuando muchos hombres marchan en la misma dirección los caminos inevitablemente se forman, y esto es porque la única forma de hacer camino es andando" Lu-Sin (poeta y militante comunista chino) ____________________________

El niño y Adolescente rebelde El presidente Mao Tse-tung nació el 26 de diciembre de 1893, en el pueblo de Shao- Shan en el cantón de Hsang-Tan Hsien, provincia de Hunan (Suroriente de China) en el seno de una familia de campesinos medios que poseía un poco menos de 10 mil metros cuadrados de tierra y que producía alrededor de 4.500 kilogramos de arroz anuales; la condición económica de la familia de Mao mejoró progresivamente a partir del comercio y transporte de excedentes de grano entre aldeas y mercados, lo que significó consecuencias para la familia, en cabeza de Mao Jen – Heng, padre y Wen Shi Mei, madre del futuro dirigente de la revolución china.

2

En medio de este ambiente rural, acompasado con disputas permanentes y contradicciones en el seno de su familia, se forjó el carácter y la personalidad del joven Mao. En la medida en que las condiciones económicas de la familia mejoraron, Mao y sus hermanos lograron acceder a estudios básicos -Mao contaba con 8 años de edad cuando ingresó a la escuela primariaal tiempo que se intensificaba el trabajo del núcleo familiar en los terrenos de su propiedad, tal y como lo relata el propio Mao en una conversación con Edgar Snow: “A los ocho años, comencé a asistir a una escuela primaria local, donde permanecí hasta los trece. En la mañana temprano estudiaba y en la tarde trabajaba en la finca.” Los conocimientos adquiridos en sus estudios, fueron puestos por orden de su padre al servicio de los negocios familiares, lo que intensificó las hostilidades de Mao con la autoridad paterna, quien con frecuencia lo tildaba de holgazán y lo reprendía severamente; el hijo no se amilanaba ante los abusos de su padre y junto con su madre y hermanos hacían “frente común” contra el autoritarismo de Mao Jen –Heng. Por esos días eran usuales las huidas de Mao del hogar familiar producto de los disgustos con su padre, en medio de las que se embarcaba en viajes por las aldeas y montañas que rodeaban su casa; en esos tiempos se le afincó cierto


FUN Comisiones MODEP

espíritu aventurero y de trotamundos, sintiendo gran afecto hacia el entrenamiento físico – especialmente por la natación- que distinguiría a Mao en su vida de revolucionario, tal como él mismo lo escribió: “Mi descontento crecía. Un combate dialéctico se desarrollaba siempre en nuestra familia. Ocurrió algo que recuerdo particularmente. Cuando tenía apenas trece años, mi padre tuvo un día numerosos invitados a la casa y delante de Ellos tuvo lugar una disputa entre nosotros. Me acusó ante todos de ser inútil y holgazán. Enfurecí. Le maldije y abandoné la casa. Mi madre corrió detrás de mí y me conminó a volver. Mi padre también me siguió, me maldijo y también me pidió regresar. Fui hasta la orilla de un estanque y lo amenacé con lanzarme si se acercaba. En esta situación, ofertas y contraofertas fueron cambiadas para la cesación de la guerra civil. Mi padre insistió en que me excusase y me arrodillase en signo de sumisión. Acepté inclinar una rodilla si me prometía no castigarme. Es así como terminó la guerra, aprendí que mientras defendía mis derechos rebelándome abiertamente, mi padre se aplacaba, pero cuando permanecía humilde y sumiso, me maldecía y me golpeaba de lo lindo”.

paciencia y amor de su madre, recogió la solidaridad y la afabilidad; de su contacto con el mundo agrario, extrajo valiosas lecciones sobre la sociedad china y, de la lectura obligada de los clásicos de la sabiduría china, respecto de los que Mao conserva muy malos recuerdos, impregnaron en su lenguaje una estructura de sencillez y profundidad, al tiempo que la compleja situación con su padre y maestros le hicieron un adolescente rebelde en relación a la autoridad que gustaba de leer e intercambiar libros proscritos por el régimen del emperador que exaltaban las cualidades de Occidente o enaltecían dirigentes de una de tantas rebeliones populares que conmovieron a la China entre los siglo XVII Y XX.

Como se verá, este ambiente intervino notablemente en la forja del carácter de Mao, quien de la severidad de las demandas de su padre, aprendió la disciplina; de la

3


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

La juventud temprana y la exploración intelectual

Mao creció en medio de interminables rebeliones y levantamientos campesinos que estremecieron a la provincia de Hunan. Un joven Mao con solo 16 años, recibió gran influencia de las manifestaciones, asonadas y rebeliones de campesinos pobres e intelectuales, que no pocas veces intentaron exponer al gobierno imperial sus peticiones; el tratamiento dado a los manifestantes fue siempre despiadado lo que formó en Mao un sentimiento de solidaridad cada vez más decidido con los rebeldes, como él lo narrara: “El año siguiente, antes de la nueva cosecha, las reservas de arroz de invierno disminuyeron, produciéndose en nuestro distrito escasez de alimen-

4

tos. Los pobres pidieron a los hacendados ricos y organizaron un movimiento que se llamó: “Comamos arroz sin pagarlo”. Mi padre era -un comerciante rico y exportaba mucho grano de nuestro distrito hacia la ciudad, a pesar de la escasez. Uno de sus cargamentos fue asaltado por los habitantes pobres del pueblo y su cólera no conoció límites. No estuve de su parte. Al mismo tiempo encontraba que los hambrientos se habían equivocado al emplear este método” Todo esto reforzado por la lectura de textos proscritos que contaban proezas de héroes populares chinos que se levantaban contra la opresión, lo que indudablemente contribuía a cimentar con más fuerza los elementos esenciales de su postura política revolucionaria. Por influencia de docentes y amigos, las curiosidades intelectuales de Mao se diversificaron durante estos tiempos. Mao se ha ido ya de su casa a probar suerte decidido a buscar alternativas para su formación, para esto se inscribe en 5 escuelas diferentes, entre las que se cuentan una de fabricantes de jabón, dos escuelas comerciales, idea que entusiasman excesivamente al padre de Mao-, una escuela de policía y finalmente la escuela normal para maestros en la que se terminara inscribiendo junto a tres


FUN Comisiones MODEP

de sus compañeros y en la que al cabo de un poco más de cinco años recibirá su diploma como maestro rural. Mao leía desde la mañana hasta elevadas horas de la noche, todo lo que encontraba a su paso en la Biblioteca Provincial de Hunan: historia, filosofía, economía, geografía son áreas de especial interés para el joven Mao, que se auto exige tanto como puede, para cubrir todo lo que considera son vacíos en su conocimiento, autores como Montesquieu, Rosseau, Smith, Locke, Hegel serán muy importantes en este periodo de exploración intelectual del futuro presidente de la República Popular de China. En medio de sus largas estancias en la biblioteca, Mao comenzó a leer asiduamente los periódicos nacionalistas anti-monárquicos pertenecientes al naciente partido del Kuomintang especialmente al Min-Lin-Piao (Fuerza Popular) que hablaba de las sublevaciones contra la dinastía Manchú; fue así como Mao conoció la figura de Sun Yat Sen y el programa que inspiró la primera revolución china de 1911. Tan lejos llegó su sentimiento anti-monárquico que hizo un pacto con varios de sus compañeros para cortarse la coleta, que

todos los hombres sin excepción eran obligados a llevar para simbolizar su sumisión al emperador, algunos compañeros se arrepintieron por lo que Mao tomó la drástica medida de cortar la coleta de los arrepentidos a las malas: “Más de diez sucumbieron ante mis tijeras”. En medio del clima revolucionario e inquieto como siempre por llevar sus ideas a la práctica, el joven Mao ingresó durante 6 meses al ejército provincial de Hunan, que contribuyó, en el ámbito de la región, a la caída final de la monarquía; sin embargo cuando no vio perspectiva al movimiento nacionalista a raíz de las disputas en el seno del Kuomintang, Mao se retiró del ejército y como él mismo señaló “volvió a sus libros”. En medio de una de sus habituales lecturas del periódico nacionalista chino, se sintió tan inspirado con la historia de dos estudiantes expedicionarios que habían recorrido todo el país hasta la frontera con el Tíbet, que tomó el ejemplo de aquellos y al verano siguiente echó mano de su equipaje viajero y sin pagar un solo peso, recorrió toda la provincia de Hunan a pie. Estos tiempos dedicados a las correrías por su tierra natal le hicieron tomar contacto con las realidades de los campesinos, al tiempo que le

5


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

hicieron entender la importancia de la educación del cuerpo: “Practicábamos con ardor la educación física. Durante las vacaciones de invierno caminábamos a través de los campos, bordeábamos los muros de la ciudad, escalábamos las montañas y nadábamos en los ríos. Si llovía, nos sacábamos la camisa y llamábamos a esto “tomar un baño de lluvia”. Si calentaba el sol, también nos quitábamos la camisa y llamábamos a esto “tomar un baño de sol”. En el viento de primavera, proclamábamos que se trataba de un nuevo deporte: “el baño de viento”. Dormíamos al aire libre hasta los primeros fríos y nadábamos en los ríos helados. Todo esto formaba parte del “entrenamiento del cuerpo”. Esto ayudó mucho, tal vez, a darme esa resistencia física que tanto debería necesitar más tarde para mis idas y venidas en China del sur y durante la Gran Marcha”

El joven revolucionario Mao era un organizador nato, en todas sus aventuras y recorridos, se aseguraba de convencer y movilizar a un buen número de sus amigos; cuando estos le fueron insuficientes, utilizó los periódicos para captar adeptos a una causa que sin estar muy bien definida, se planteaba sin titubear como nacio-

6

nalista-revolucionaria. La posición política de las formas organizativas impulsadas por Mao, él mismo las define así: “Nuestras ideas eran una ligera mezcla de liberalismo, reformismo democrático y socialismo utópico. Yo sentía un leve entusiasmo por la “democracia del siglo XIX”, el utopismo y el liberalismo atrasado. Era entonces resueltamente antimilitarista y antimperialista.” Convencido de la necesidad de una organización más estrecha, Mao mantuvo una ardiente correspondencia con jóvenes de varias provincias que después tomarían parte de Hsin-Min Hsueh Hui (Nueva sociedad de estudios populares) que contó en principio con 70 u 80 adeptos, algunos serían después cuadros fundamentales en el Partido Comunista Chino PCCH. Mao viajo a Pekín en 1918 en compañía de otros jóvenes estudiantes y de su futuro suegro que acaba de ser nombrado como profesor de la Universidad de Pekín, este viaje se produjo en un periodo en que se sucedieron acontecimientos de una importancia capital para la vida de millones de jóvenes chinos y para la suerte de la naciente República. De un lado la terminación de la guerra imperialista mundial, en la que China a pesar de pertenecer teóricamente al ban-


FUN Comisiones MODEP

do vencedor, le correspondieron humillantes concesiones hechas a Japón en los territorios de la Manchuria y privilegios comerciales en la región Shandong; de otro lado, la reacción popular que encarnó esencialmente la juventud ante estos hechos y que sintetizó años de protestas campesinas, el naciente proletariado urbano y el cansancio de las masas chinas del reparto imperialista al que habían sido sometidas desde tiempos inmemoriales dan a luz al movimiento del cuatro de mayo de 1919 que congregó a millones de estudiantes en la plaza de Tiananmen influidos por las ideas proclamadas en la revista literaria “Nueva Juventud”. El movimiento a pesar de su fuerza sería duramente re-

primido, pero significó una ruptura en lo político, social y cultural con la vieja China y marcó el inicio del advenimiento de nuevas ideas que impactarían al conjunto de la sociedad China. Los estudiantes que durante varios días permanecieron en la plaza de Tiananmen manifestándose, recibieron por aquellos días la influencia de la revista literaria “Nueva Juventud”, numerosos intelectuales y escritores tomaron parte del movimiento como Chen Tu-hsiu – posterior fundador del Partido Comunista Chino- y Lu-sin escritor, cuentista y novelista, también militante comunista que con su pluma sometía a una audaz critica a la cultura tradicional de China. Mao recordaría así la participación de los intelectuales en esta oleada de protestas: “En el movimiento revolucionario democrático de China, fueron los intelectuales los primeros en despertar. Esto se vio claramente tanto en la Revolución de 1911 como en el Movimiento del 4 de Mayo, siendo los intelectuales más numerosos y políticamente más conscientes durante este último que durante la primera. Sin embargo, los intelectuales nada podrán llevar a cabo si no se integran con las masas obreras y campesinas. En último término, el criterio para distinguir entre los inte-

7


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

lectuales revolucionarios y los no revolucionarios o los contrarrevolucionarios es ver si están dispuestos o no a integrarse con las masas obreras y campesinas, y si realmente lo hacen. Sólo éste es el criterio para distinguir a unos de otros, y no el que hablen de los Tres Principios del Pueblo o del marxismo. Un verdadero revolucionario es aquel que desea integrarse con las masas obreras y campesinas y realmente lo hace.” El movimiento del 4 de Mayo logró movilizar a amplias capas de la sociedad, inflamar en el pueblo chino aun más el sentimiento antiimperialista, al tiempo que logro instalar en el debate público la necesidad de hacer profundos cambios en la cultura; aunque el movimiento fue reprimido, Mao y sus camaradas tomaron parte de él movilizando aproximadamente a un millón de los tres millones de jóvenes que tomaron parte en las manifestaciones; fue su despertar a acciones masivas de esta naturaleza y su comprobación las que lo llevaron posteriormente a afirmar, que son únicamente las masas las que hacen la historia. Después del movimiento, Mao quien era ya asistente de biblioteca en la Universidad de Pekín y que asistía a muchos de los cursos

8

programados para los estudiantes, consagró la mayoría de sus horas a la actividad política y para ello organizó un periódico estudiantil denominado “Diario de los estudiantes de Hunan” que sufrió no pocas persecuciones por parte del gobierno de Pekín. Mao, después de una temporada en la capital se retira a su natal Hunan, entre otras porque Pekín le pareció tremendamente caro y sus condiciones de vida eran realmente precarias con los 8 dólares que recibía al mes por su puesto de asistente de biblioteca, consigue trabajo como docente y toma parte de un nuevo periódico de corte Liberal-progresista (Hunan Nuevo) que propone reformas para China, como la separación del gobierno del norte, del que Mao así como otros tantos jóvenes se sentían verdaderamente decepcionados, es allí donde su organización (Nueva sociedad de estudios populares) -que se ha fortalecido después de las protestas juveniles- toma contacto con los hechos de la revolución rusa y empieza a estudiar asiduamente el marxismo, hasta el punto de que varios de sus miembros organizan una manifestación para conmemorar un aniversario de la Revolución Rusa en la que son detenidos, ello sumado a las persecuciones


FUN Comisiones MODEP

desatadas por los reaccionarios locales contra el Diario Hunan Nuevo, llevaron a Mao a refugiarse de nuevo en Pekín; en esta segunda oportunidad Mao tuvo un acercamiento mucho más profundo con el Marxismo –ya había tenido aproximaciones iniciales de la mano de su puesto en la biblioteca de la Universidad de Pekín- lee con avidez las primeras traducciones de textos marxistas y sostiene discusiones con Chen Tu-hsiu y Li Fa-chao que según el mismo Mao dirá, le resultan inspiradoras para abrazar esta posición revolucionaria por el resto de su vida.

Partido Comunista Chino PCCH como delegado de la provincia de Hunan, en esta reunión sentenciaría: “El marxismo salvará a China”. Tiempo después pondría manos a la obra en la tarea de edificar las estructuras partidarias en su provincia natal, labor a la que se consagraría por entero y que gradualmente lo llevaría a convertirse en uno de los cuadros más importantes del recién fundado Partido Comunista Chino.

¿Por qué Mao es nuestro referente? La FUN Comisiones, organización de revolucionarios que estudian, integrante del Movimiento por la Defensa de los Derechos del Pueblo MODEP, y que trabaja en las

Como refrendación de ese camino un Mao de 27 años, partió a Shanghái en 1921 para participar en la conferencia de fundación del

Instituciones de Educación Superior de nuestro país por impulsar la lucha por una educación superior garantizada como derecho fundamental y bien común, de carácter democrática y popular, con autonomía y gratuidad, retoma como uno de los referentes para desarrollar su trabajo la figura de Mao Tse-tung; no quiere decir esto, bajo ninguna circunstancia, que perdemos de vista los aportes de otros revolucionarios

9


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

que en la teoría y la práctica han desarrollado importantes luchas para los pueblos del mundo, pero sí destacamos de forma particular en Mao, su figura como arquetipo del joven revolucionario, servidor del pueblo, comprometido, vital, disciplinado, rebelde, que es capaz de crear y transitar nuevos caminos de la mano de las mayorías explotadas y sobre todo, que es capaz de organizar y comprometer las consciencias de millones a la lucha por hacer posible la revolución y el socialismo. La vida de Mao durante su juventud particularmente y a lo largo de toda su vida, constituye un importante ejemplo para miles de jóvenes que en nuestro país se cuestionan si la realidad opresiva y atroz que expresa el camino de las clases dominantes es la única posible y por tanto empiezan a buscar cómo aportar desde distintos espacios a los cambios que nuestra sociedad reclama. El rol que Mao otorgó a los jóvenes en el proceso revolucionario salta a la vista en los balances que el mismo Mao haría posteriormente del movimiento del 4 de Mayo al que describiría como un “despertar del proceso revolucionario chino”, en la revolución cultural proletaria, acometida con los revolucionarios ya en el poder, a los guardias rojos

10

(jóvenes en su mayoría) se les otorgaría un rol de pioneros de transformaciones ideológicas y subjetivas muy profundas que tuvieron lugar en la sociedad china y empezaron a abrirse paso en medio de la vieja sociedad al tiempo que guardianes de todos los logros y conquistas de la revolución. Sobre los jóvenes, Mao, que a pesar de los años, nunca dejó extinguir su espíritu vigoroso y de sacrificio en función de la causa revolucionaria diría: “La juventud es la fuerza más activa y vital de la sociedad. Los jóvenes son los más ansiosos de aprender, y los menos conservadores en su pensamiento. Así son especialmente en la época del socialismo. Esperamos que las organizaciones del Partido en todos los lugares en colaboración con las organizaciones respectivas de la Liga de la Juventud, estudien con atención la forma de desplegar en particular la energía de los jóvenes, y que no los traten como cualquier persona ni pasen por alto sus características peculiares. Desde luego que los jóvenes tienen que aprender de los viejos y demás adultos y hacer todo lo posible para emprender, con el consentimiento de éstos, toda clase de actividades útiles.” Como vemos la vida Mao Tsetung, es la vida de un revolucionario que como joven entregó sus mejores energías a la lucha del pueblo, sirvió a su país superando grandes dificultades y tomó parte


FUN Comisiones MODEP

Comité Ejecutivo Nacional activa en las transformaciones de la sociedad china, fue un hombre FUN Comisiones MODEP que abrió caminos cuando todos Diciembre 26 de 2015 parecían estar cerrados; es de este legado que debemos aprender Bibliografía: quienes aspiramos a contribuir 1. Lu Sin…. “Novelas escogidesde nuestra diversidad y partidas”……edición en lenguas cularidad como jóvenes a la revoextranjeras, Pekin, 1972 lución que nuestro pueblo y nues2. Edgar Snow….Esbozo Autotro país necesitan. biográfico de Mao Tse-Tung, 1937

11


LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG

3.

Tilemann Grimm…..Mao Zedong…Biblioteca Salvat de grandes Biografias 1986

propias de los jóvenes…..1953….obras escogidas tomo V paginas 98-104

4.

Robert Payne….Mao Tse- 6. Tung…..Editorial Brugera SA…..1974

5.

Mao Tse-Tung…. La liga de la juventud debe tener presente en su trabajo las características

Mao Tse-Tung…..La orientación del movimiento juvenil….1939….obras escogidas tomo II paginas 247-255

¿Cómo juzgar si un joven es revolucionario? ¿Cómo discernirlo? Sólo hay un criterio: si está dispuesto a fundirse, y se funde en la práctica, con las grandes masas obreras y campesinas. Es revolucionario si lo quiere hacer y lo hace; de otro modo es no-revolucionario o contrarrevolucionario. Si se identifica hoy con las masas obreras y campesinas, es hoy revolucionario; si mañana deja de hacerlo o pasa a oprimir a la gente sencilla, se transformará en no-revolucionario o en contrarrevolucionario. La orientación del movimiento juvenil (4 de mayo de 1939), Obras Escogidas. t. II

12

LAS ANDANZAS JUVENILES DE MAO TSE-TUNG  

A propósito de los 122 años del natalicio de Mao Tse-tung. FUN Comisiones MODEP. Diciembre 26, 2015.

Advertisement