Issuu on Google+

:

“Envejecer es como escalar una gran montaña mientras se sube las fuerzas disminuyen, pero la mirada es más libre, la vista más amplia y serena.” Ingmar Bergman (1918) Cineasta sueco.

2013

REVISTA “NUEVA VIDA”

WILFER ALEXIS MARTINEZ CAMACHO GIOVANNI DELGADO FRANKIN ARIAS MORENO JUAN CARLOS GUERRERO LUIS FERNANDO BOLIVAR GRUPO: 301138_70 UNAD

2013 Vejez Y Muerte Como Espacio De Construcción De Sentido 13/04/2013


Contenido………………………………………………………..…………………….pagina EL ADULTO MAYOR Y LA OCUPACION DE SU TIEMPO Libre….……… 3 El proceso de envejecer………………………………………………..………..4 Vejez en Colombia………………………………………………….………….……..5 el ciclo de vejez……..……………………………………………………… ...…….6 Por Una Vejez Sana……..…………………………………………………...…….7


EL ADULTO MAYOR Y LA OCUPACION DE SU TIEMPO LIBRE

La vejez no es triste porque cesan nuestras alegrías sino porque acaban nuestras esperanzas. J. P. F. Richter

“en el movimiento está la vida y en la actividad reside la felicidad” (Aristóteles).


El proceso de envejecer El proceso de envejecer viene acompañado de una pérdida notable de la autonomía e incapacidad para realizar las actividades diarias como bañarse, vestirse, comer y muchas veces no saber qué hacer, entre otras. Es aquí donde se comienzan a presentar inconvenientes de tipo familiar, donde se entran a determinar que acciones beneficiosas se van a tomar con el anciano.

La utilización adecuada del tiempo favorece la salud del anciano y lo preparan para el disfrute de una vida plena llena de satisfacciones. Al hacer referencia al uso adecuado del tiempo libre, se hace alusión a la realización de actividades en las que el anciano tenga la voluntad de participar y nunca interpuestas por terceras personas, aquellas practicas de libre elección.

En algunos casos el acompañamiento al anciano es proporcionado por los familiares, pero dicho acompañamiento no debe ser solamente haciéndole todo o privándolo de la actividad. Este acompañamiento debe estar enfocado en el bienestar físico, mental, emocional y psicológico del anciano y que mejor forma de hacerlo que incluyéndolo en programas recreativos, lúdicos, de manualidades y deportivos entre otros, que lo hagan sentir útil y que todavía tiene mucho por ofrecer.

Es de resaltar que todas las actividades que requieran de movimiento van a mantener la estructura ósea y muscular en buen funcionamiento, garantizando una buena salud del individuo en los aspectos biológicos, psicológicos y sociales propiciando el goce de sus últimos días.

Cousins, Norman: "La muerte no es nuestra

mayor pérdida. Nuestra mayor pérdida es lo que muere dentro de nosotros."


VEJEZ EN COLOMBIA LA PSICOLOG ÍA DE LA VEJEZ EN COLOMBIA, es un tema de gran relevancia en Colombia por qué nuestros adultos mayores o Colombianos de oro, desde el año pasado el congreso en una de sus tantas leyes manifestó esta nueva manera de referirnos a nuestros viejos,

son personas

olvidadas y rechazadas por sus familiares y la sociedad en general, afectándolos de manera Un período de la vida en el que se hace necesario potenciar las capacidades físicas y emocionales, ya que tener un alto desarrollo de las mismas redunda en el desarrollo armónico y equilibrado de la personalidad del adulto

mayor,

por

lo

que

influye

grandemente y se traduce en un buen estado de salud físico y mental pues modera o elimina hábitos dañinos o destructivos que previenen

enfermedades

desequilibrios entusiasmo

o

producidas

emocionales; motivación

favorece que

por

psicológica ellos pasan por grandes cambios físicos los cuales los llevan a ser sometidos y sumergidos en una sociedad que no acepta su condición, sin tener en cuenta que en algún momento de nuestras vidas,

nuestros cuerpo y

mente desarrollaran cambios que nos marcaran por completo nuestra vida final, por tal motivo dentro de mí punto de vista éste es mi tema para la construcción de la revista indicada para el trabajo.

el

significa

acercarse hacia lo agradable o alejarse de lo desagradable en la sociedad, permitiéndole un mejor desarrollo de nuestros adultos mayores, en Colombia nos hemos olvidado de esos viejos que nos brindan la experiencia de sus años que podemos llegar a utilizar para formar un mejor país.

Desde luego en Colombia, hay personas que han brindado su experiencia y sus conocimientos y ahora los tomamos para nuestras vidas, esos conocimiento y enseñanzas que un día se recogieron y ahora se ponen en práctica, desde mi punto de vista como psicólogos debemos recoger esas enseñanzas para poder formar mejores personas ya que nuestros viejos siempre se basaban en el respeto por el otro y ahora eso se ha perdido.


El Ciclo De La Vejez El ser humano tiene un proceso de crecimiento hasta aproximadamente los 22 años, es en ese momento que empieza un proceso de involución. Este proceso de múltiples cambios se hace cada vez más evidente ah medida que pasan los años. El envejecimiento no es algo que aparezca de manera repentina, es un proceso de gradual y progresivo. Los cambios biológicos se presentan en el sistema sensorial y orgánico. En el sistema sensorial encontramos:  La visión: disminuye el tamaño de la pupila y hay menor trasparencia del cristalino, lo que genera que la visión lejana disminuya y no se discriminen bien los colores.  Audición: se dificulta entender las palabras y no se comprenden las conversaciones ya que disminuye la agudeza para las frecuencias altas.  Gusto y olfato: se deterioran las papilas gustativas por lo que se pierde la capacidad para diferenciar los sabores. También se pierde la capacidad del olfato.  Tacto: estos cambios se observa n a simple vista. Aparecen arrugas, manchas, flaccidez, y se torna seca la piel. Los cambios que se presentan a nivel orgánico son los siguientes:  Estructura muscular: hay pérdida de la fuerza debido a que disminuye la masa muscular.  Sistema esquelético: los huesos se vuelven más frágiles y se hacen más propensos a las lesiones.  Articulaciones: se tornas más rigidez y a menor flexibilidad por lo que en ocasiones se produce dolor  Sistema cardiovascular: hay menor contracción del corazón, aumento de grasa en las arterias y venas lo que provoca una menor aporte de oxigeno al cuerpo

 Sistema respiratorio: hay menor capacidad para captar oxigeno.  Sistema excretor: se pierde la capacidad para eliminar desechos por lo que la persona necesita ir más veces al baño.  Sistema digestivo: se producen problemas de digestión. La sociedad con el paso de los años obliga a las personas a cambiar de roles o a abandonar algunos que han desempeñado toda la vida, esto trae como consecuencia cambios psicológicos y sociales para la persona. Los cambios sociales se van dando poco a poco. Se produce una disminución paulatina de la actividad social, pero a su vez las pocas actividades que se realizan adquieren un mayor valor y son más gratificantes. Al nivel psicológico la parte cognitiva tiene una disminución de la actividad psicomotriz, disminuyendo la velocidad en el procesamiento de la información, se dificulta la capacidad para resolver problemas abstractos y disminuye la memoria reciente. En lo concerniente a la personalidad aumenta el interés por lo propio, se toma el pasado como referencia por lo que las actitudes de las nuevas generaciones no se comprenden, se tiene resistencia al cambio a lo nuevo. Al analizar los diferentes factores Bio-PsicoSociales del envejecimiento se entiende que es un proceso natural por el que todas las personas tienen que atravesar. Al comprender esto se espera en las personas más jóvenes cambien la manera de tratar a los más viejos. Permitiendo que esta población se desarrolle y siga su ciclo natural, sin que se le pongan obstáculos ni se les juzgue de manera apresurada, quitándole de manera abrupta su espacio, sus derechos y deberes para con la sociedad.


Por Una Vejez Sana

Así es, el tiempo pasa y la vida guarda sus experiencias sus anhelos, sus sueños, pero llega un momento donde todo debe ser calma, donde se debe de recordar con gusto aquello que realizamos en la juventud, donde la experiencia nos coloque por encima del novato y sirvamos como guías para nuevos conocimiento; si, la vejes, esta llega en muchas ocasiones con achaque, con el cotidiano y lamentable hecho que aunque nuestras mentes sean joviales, y fuertes, nuestro cuerpo demanda un respiro, pues el trabajo de toda una vida hace que nuestra corporalidad desee descansar y disfrutar de la tranquilidad de una vejez sana y armoniosa. Así es, el llegar a viejo, no implica soledad, enfermedad, tristeza, prejuicios o estigmas, tampoco determina una condición socioeconómica, ni limita nuestros sueños, al contrario, esta época en que nuestro cabello teñido de color por la juventud, pasa a ser matizado por plateados hilos, es un nuevo comienzo, es una etapa en que libres de responsabilidades, se debe de sentir querido, amado y ocupado en aquellas actividades que toda una vida soñaron realizar y que las arduas jornadas laborales impidieron realizarla.

Aunque una sociedad como la de Colombia está habituada reconocer el anciano como una persona jubilad y que no debe de realizar nada más o que por el contrario solamente es una persona dependiente de la familia; hoy en día este hecho se está cambiando, gracias a múltiples programas de gobierno, donde incentiva una vida sana en el adulto mayo, programas como Adulto Mayor de Compensar, el del Departamento Administrativo de Bienestar Social del Distrito (DABS), el de Cafam, el Ministerio de Comunicaciones, el Seguro Social, y muchos más, los abuelos han sacado pecho y hasta salen a marchar por las calles de las grandes capitales, como lo hicieron en Bogotá hace unos meses, para pedir por sus derechos democráticos, ciudadanos y personales. De esta manera el anciano empodera su palabra, se adueña de su vida y coexiste con la sociedad, sin que prejuicios lo encasillen y lo desmerite. Por lo tanto ser viejo no determina una condición, no sella al individuo, ni le coloca títulos o lapidas, solamente ser viejo nos indica que ya se ha llegado a un tiempo en donde el afán de la vida y el estrés de ella, debe parar y comenzar a disfrutar de la armonía de esta, y gozar de una alegría, junto a las familiar y a la serenidad de los años de oro.


REVISTA NUEVA VIDA