LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

Page 1

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL BREVE HISTORIA SOBRE LA CREACIÓN DEL P20 por Juan de Dios Cincunegui



Buenos Aires, Argentina. 2020


FUNDACIÓN HANNS SEIDEL Montevideo 1669 piso 4° depto “C”(C1021AAA) Ciudad Autónoma de Buenos Aires (Argentina) Tel. (54) (11) 4813-8383 argentina@hss.de www.hss.de/americalatina Diseño editorial: Florencia Porreca florporreca@gmail.com Hecho el depósito que prevé la ley 11723 Impreso en la Argentina © 2020 Juan de Dios Cincunegui ISBN 978-987-86-6932-8 Las opiniones, citas, fotografías y demás contenido del libro son de exclusiva responsabilidad del autor.


Siglas

AGNU ASEAN B20 BID BRICS C20 CAF CARI CARICOM CNA CPOMC CREyC D DIAPA EE.UU. FMI FSB G7 G8 G20 GOPAC GPA GRULAC HCDN HOR HSN INDEC IPI IPU

Asamblea General de las Naciones Unidas Asociación de Naciones del Sudeste Asiático Business´20, Grupo de compromiso del G20 del sector privado Banco Interamericano de Desarrollo Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica Civil´20, Grupo de compromiso del G20 de sociedad civil Banco de Desarrollo de América Latina Consejo Argentino para las Relaciones Internacionales Comunidad del Caribe Congreso de la Nación Argentina Conferencia Parlamentaria sobre la OMC Comisión de Relaciones Exteriores y Culto Demócrata (en referencia a la pertenencia política en los EE.UU.) Dirección de Asuntos Parlamentarios de la Cancillería argentina Estados Unidos de América Fondo Monetario Internacional Fondo de Estabilidad Financiera Alemania, Canadá, EE.UU., Francia, Italia, Japón y Reino Unido G7 + Rusia Grupo de los Veinte Global Organization of Parliamentarians Against Corruption Grupo Parlamentario de Amistad Grupo de América Latina y el Caribe Honorable Cámara de Diputados de la Nación Argentina House of Representatives Honorable Senado de la Nación Argentina Instituto Nacional de Estadísticas y Censos de Argentina International Parliamentary Institution Inter-Parliamentary Union


6 L20 MP OCDE OD ODS ODM OIT OMC OMS ONG ONU ONUDI OSC P20 PBI PEN PYME R RP S20 SPCT TIC T20 U20 UE UIP UNADIS UNESCO UNPA US W20 Y20

Labour´20, Grupo de compromiso del G20 de trabajadores Miembro de un Parlamento Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos Orden del Día Objetivos de Desarrollo Sostenible Objetivos de Desarrollo del Milenio Organización Internacional del Trabajo Organización Mundial del Comercio Organización Mundial de la Salud Organización No Gubernamental Organización de las Naciones Unidas Organización de las Naciones Unidas para el Desarrollo Industrial Organizaciones de la Sociedad Civil Grupo de los Veinte de parlamentos Producto Bruto Interno Poder Ejecutivo Nacional Pequeña y Mediana Empresa Republicano (en referencia a la pertenencia política en los EE.UU.) Resolución presidencial Science´20, Grupo de compromiso del G20 de ciencia Servicios Parlamentarios de Ciencia y Tecnología Tecnologías de la Información y la Comunicación Think´20, Grupo de compromiso del G20 de think tanks Urban´20, Grupo de compromiso del G20 de ciudades Unión Europea Unión Interparlamentaria Joint United States Nations Programme on HIV/ADIS (ONUSIDA) Organización de la ONU para la Educación, la Ciencia y la Cultura United Nations Parliamentary Assembly United States Women´20, Grupo de compromiso del G20 de mujeres Young´20, Grupo de compromiso del G20 de jóvenes


Indice

11 13 17 47

Acerca del autor Dedicatoria y agradecimientos Prólogos Introducción

51 Los Parlamentos en el Sistema de Gobernanza Global

Breve historia sobre la creación del P20

CAP. 01

53 La impronta de los G: del G7 al G20 54 56 59 62 62 63 66 71

CAP. 02

G20 y PBI PBI per cápita y PPA en el G20 G20 y comercio internacional G20 y territorio G20 y población Países … ¿VIP? ¿Es realmente representativo el G20 de la población mundial? Diversidad de perspectivas y alineamientos en el G20 La ñata contra el vidrio: los que quedaron afuera

73 El comienzo: Argentina logra la Presidencia del G20 72 77 79 82 83

El contexto y los preparativos para el P20 El puntapié inicial: formalización de la iniciativa La cocina de la decisión El Quid de la cuestión Un camino pedregoso


8 En la cancha se ven los pingos

CAP. 03

95

CAP. 04

115

CAP. 05

147

CAP. 06

167

CAP. 07

177

El impasse, ¿qué pasó? ¿dónde están? ¿adónde fueron?

CAP. 08

181

G20 Argentina 2018

CAP. 09

185

102 104 111

Acerca de cómo se construyó la Declaración Conjunta del P20 La cumbre del P20, una buena oportunidad para las bilaterales Gobiernos y Parlamentos, una relación estratégica

Los parlamentos y el sistema internacional 123 127 129 133 139

La UIP y la Organización de las Naciones Unidas La UIP y la Organización Mundial del Comercio Parlamentos, Democracia y Orden Internacional La iniciativa para la creación de un Parlamento Internacional Alinear los planetas: A Sociedades Civiles fuertes, Parlamentos fuertes

Los grupos de compromiso del G20 148 149 152 153 156 159 162 165

B20, el grupo de los empresarios Y20, el grupo de los jóvenes L20, el grupo de los sindicatos y trabajadores T20, el grupo de los think tanks C20, el grupo de las organizaciones de la sociedad civil W20, el grupo de las mujeres S20, el grupo de los científicos U20, el grupo de los alcaldes y las ciudades

Breve historia del G20 parlamentario 168 170 172 173

182

1º Ottawa, Canadá 2º Seúl, Corea del Sur 3º Riad, Arabia Saudita 4º México, Estados Unidos Mexicanos

Los que nos dejó el primer P20

G20 Japón 2019 y el milagro de la continuidad del P20 185 186 187 188 193 194 195

Las primeras dudas La influencia de la UIP y el apoyo mayoritario La organización Los líderes parlamentarios El G20 japonés, el marco previo Otro P20 exitoso El documento final


9

INDICE 198

CAP. 10

205

Dream team vs. resto del mundo 212 223 234 238

CAP. 11

251

Apelación a una mejor gestión parlamentaria y a mayor cooperación

El gran ausente El rol de los parlamentos en la arquitectura del P20 Del P20 al G20. Construyendo puentes entre los parlamentos y los gobiernos ¿Quiénes son nuestros líderes parlamentarios?

Los desafíos que vienen 253 253 254 255 261 262 263 264 264 265 265 267 268 268 275 278 282

Continuidad Formato, oportunidad, lugar y declaración final Sherpas, Troikas y Canales La agenda Profundidad Reconocimiento por parte del G20 Reconocimiento interno, al interior de los parlamentos Defensa del parlamentarismo Pluralidad Comunicación efectiva y global Especialización Recursos Capacidad de implementación Complementación parlamentaria a nivel nacional, regional e internacional Relación con organismos multilaterales Un P20 Abierto y Electrónico Articulación con los gobiernos

CAP. 12

283

El rol de la UIP

CAP. 13

295

La diplomacia parlamentaria, ¿genera beneficios concretos y palpables para la gente? 299 302

306 307

CAP. 14

311

Política Exterior Diplomacia Parlamentaria 304 Observatorio Parlamentario Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible 309 Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos Cooperación Internacional G20-P20, ¿qué importancia tiene su agenda?

Corolario


10 365 371 379 381

Bibliografía Personas mencionadas en esta publicación Mapas, gráficos, logos y tablas Fotografías


11

Acerca del autor

Nacido en la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, Argentina, el 10 de junio de 1969, Juan de Dios Cincunegui es abogado egresado de la Facultad de Ciencias Jurídicas de la Universidad Católica Argentina Santa María de los Buenos Aires. Magister en Derecho Administrativo de la Universidad Austral. Posee una diplomatura en Diplomacia Parlamentaria y Relaciones Internacionales de la Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad Austral. Profesor titular de la Cátedra de Diplomacia Parlamentaria de esa misma universidad.


12 Coautor del libro La Corrupción y los Factores de Poder (1996) y de numerosos artículos en revistas jurídicas. Ha sido becado por el US Department of State para el International Visitors Leadership Program (IVLP); por el International Cooperation Department de Foreign Languages Co. Ltd. de la República Popular China para el Dialogue on Asian Civilizations; por la Hanns-Seidel-Stiftung de Alemania para intercambios con el Bundestag y el Bayerischer Landtag; por la Fundación Carolina del Reino de España, conjuntamente con la Corporación Andina de Fomento y el BBVA; por el Center for a Secure Free Society para estudios sobre guerra asimétrica en la Daniel Morgan University en Washington, DC; por el International Republican Institute de los EE.UU. para programas de intercambio sobre la Freedom of Information Act, la Congressional Budget Office (CBO), y el Congressional Research Service (CRS), entre otros; por la American Chamber of Commerce para programas de intercambio político, energía, y otros; por la Agencia Española de Cooperación Internacional para el Desarrollo (AECID) y el Centro de Formación de la Cooperación Española en Cartagena de Indias, Colombia, para estudios sobre Administración Parlamentaria. Fue seleccionado por la Inter-Parliamentary Union (IPU) como Key Speaker del First Regional Seminar for Parliamentary Staff in Latin America, celebrado en San José de Costa Rica en noviembre de 2019. Es el único argentino que participa del Workshop of Parliamentary Scholars and Parliamentarians coorganizado cada dos años por el Centre for Legislative Studies de la University of Hull y la Inter-Parliamentary Union (IPU), que se desarrolla en el Wroxton College en Oxfordshire, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte. En noviembre de 2019 fue condecorado con la Medalla de Plata de Honor

Jan Masaryk del Ministerio de Relaciones Exteriores de la República Checa en reconocimiento a su contribución al desarrollo de las relaciones checo-argentinas. Además del ejercicio profesional independiente, ha sido presidente, vicepresidente y miembro del directorio de empresas de capitales públicos en el ámbito de las finanzas, el transporte y la logística, como Grupo Banco Provincia –holding del Banco Provincia-, Provincia Seguros, Provincia Mandatos, Aerolíneas Argentinas, Austral, Jet Paq, Aerohandling, Optar e Intercargo. Ha sido además responsable de políticas públicas en materia de asuntos políticos e institucionales, desarrollo social y servicios públicos; así como asesor senior en instituciones públicas asociadas a la modernización del Estado y la promoción de los derechos e intereses de los ciudadanos. Entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019 estuvo al frente del área de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto de la Presidencia de la Honorable Cámara de Diputados del Congreso de la Nación Argentina, durante la gestión de Emilio Monzó. A partir de diciembre de 2019 asumió el rol de asesor de la Senadora Lucila Crexell, Secretaria de la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto del Senado, y con el mismo carácter, pero ad honorem, de la Presidencia del Círculo de Legisladores de la Nación Argentina (CLNA).


13

Dedicatoria

En honor a mi madre, María Cristina de la Vega, quien falleció el 3 de marzo de 2019, la persona más noble que conocí en mi vida. A mis hijos Ezequiel, Juan de Dios, Benjamín y Ema, el regalo más maravilloso e inmejorable del mundo, recibido de manos de Carolina Vidal Hahn, su madre y mi querida esposa, mediando la bendición y la protección de Dios por sobre todas las cosas.


14

Agradecimientos

Esta obra refleja en parte cuatro años intensos de mi vida profesional que transcurrieron entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019. Mi agradecimiento en primer lugar a Emilio Monzó, quien a través de la inmensa generosidad que lo caracteriza me permitió gestionar con total libertad, alentándome como lo hizo desde que nos conocimos hace casi 25 años. A muchísimos diputados y senadores a quienes tuve el privilegio de servir y acompañar, con el debido respeto por la importantísima y relevante función que desarrollan en representación del pueblo argentino y de sus distritos, recordándome con enorme cariño a mi abuelo materno y padrino, Juan Carlos de la Vega, médico, quien fuera diputado nacional por la provincia de Santa Fe allá lejos, a fines de la década de los años cincuenta del siglo pasado. Me permito mencionar a unos pocos en representación de todos: los diputados Connie Schmidt Liermann, Luciano Laspina, José Luis Patiño, Álvaro González, Eduardo Amadeo, Carmen Polledo, Carla Piccolomini, Ezequiel Fernández Langan y Alicia Fregonese por el PRO; Mario Negri, Patricia Giménez, Luis Petri, Alejandro Echegaray, Marcelo Monfort, Karina Banfi, y Horacio Goicoechea por la UCR; Lilita Carrio, Alicita Terada, y Juan Manuel López por la Coalición Cívica; Cristina Álvarez Rodríguez, Héctor Recalde, Luis Basterra, Daniel Filmus y Eduardo de Pedro por el FPV; Graciela Camaño, Alejandro Grandinetti, Carla Pitiot, Marco Lavagna, Carlos Selva, Felipe Solá, Alejandro Snopek, Vanesa Massetani, Liliana Schwindt, Sergio Massa y el vasco José Ignacio de Mendiguren por FUNA; Pablo Kosiner, Mayda Cresto, Walberto Allende y Guillermo Snopek (hoy senador nacional) por el bloque Justicialista; y Margarita Stolbizer, Alicia Ciciliani, Victoria


15 Donda, José Luis Ramón, Jorge Franco, Alejandro Ramos y Beatriz Ávila en representación de los bloques minoritarios.1 De la cámara alta mi enorme agradecimiento a los senadores Federico Pinedo (PRO), Rodolfo Urtubey (FPV) y Lucila Crexell (independiente). A Gabriela Cuevas Barrón y Martín Chungong, máximas autoridades de la UIP, y a sus colaboradores Anda Filip y Hilaire-Miguel Akiyo Afouda, quienes han sido muy generosos en su trato conmigo y su consideración por la Argentina. En igual sentido, mi agradecimiento a Anthony Gooch y a Silvia Terrón de OCDE; a Gustavo Beliz por su apoyo desde el INTAL/BID; y a Moisés Benamor desde la OEA. No puedo dejar de mencionar a la comunidad diplomática, que también me recuerda a un familiar muy querido, el embajador Luis Bebe Clarasó de la Vega, la persona que más me inculcó el amor e interés por la diplomacia. Mi gratitud a los embajadores argentinos Pedro Villagra Delgado, Carlos Foradori, Martín García Moritán y Jorge Argüello, a quien felicito por su regreso a la actividad como embajador nada menos que ante los EE.UU. por segunda vez en su carrera. En el mismo sentido mi reconocimiento a los embajadores y al cuerpo diplomático de las representaciones extranjeras en Argentina, sobre todo a aquellos que a través del interés que mostraron por el parlamento y los parlamentarios argentinos revelaron su vocación por conocer más de nuestro país y nuestra gente. A mis colegas pares de todo el mundo, con quienes comparto la vocación por la política, los parlamentos, la diplomacia parlamentaria, la política exterior, las relaciones internacionales y la defensa de los derechos humanos y los valores democráticos, incluyendo en forma ejemplificativa a Ulrich Schöler y Guido Heinen (Alemania); Khalid Almansour (Arabia Saudita); Patricia Nogueira, Claudio Nazareno, Antonio Carvahlo e Silva Neto y Tarciso Dal Maso Jardim (Brasil); Jacqueline Peillard García, Juan Oses y Mariano Ferrero (Chile); Yi Yuanqing y Yolanda Tang (China); Carlos Gutiérrez Vicén (España); Eric Jacobstein y Juan Carlos Monje (EE.UU.); Didier Eifermann y Matthieu Monin (Francia); Fotis Fitsilis (Grecia); Prabhat Koul (India); Parlindungan Purba (Indonesia); Susanna Radoni (Italia); Kazufumi Matsushita (Japón); Adriana González Carrillo, Arturo Magaña Duplancher y José María Hernández (México); Arjen Westerhoff (Países Bajos), Rick Nimmo, Dominique Rees, Megan Black y Anja Richter (Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte); Carina Galvalisi (Uruguay), y a Oscar Piquinella de Campo (GRULAC, UIP), entre tantos otros. 1

Según las pertenencias a los bloques parlamentarios correspondientes al período 2016/2019.


16 En el ámbito académico, mi agradecimiento a todos los que contribuyeron y contribuyen con la mejora constante de la función legislativa, en particular a Alfonso Santiago, Ángeles Figueroa Alcorta, Sofía del Carril y Juan Francisco Amenta de la Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad Austral, con quienes transité el gigantesco desafío de innovar en materia educativa en la nueva especialidad de la diplomacia parlamentaria, que hasta ahora no reconocía antecedentes ni en el país ni en el mundo. Al IRI, NDI, CSIS, SFS, IVLP, AmCham (Argentina), Foreign Languages Co. Ltd de China, UK POST, AECID, Fundación Carolina, y tantas otras instituciones y organizaciones a través de las cuales logramos apoyos de primer nivel para la gestión de diplomacia parlamentaria de estos años. Al CNLA en la figura de su presidente y de su director general, Daniel Chicho Basile y Marcelo Muscillo; de su comisión directiva, en particular Rafael Pascual, Néstor Perl, Liliana Gurdulich de Correa, Cristina Guevara y Pedro del Piero, de la Secretaría de Relaciones Internacionales; y a Humberto Roggero del IEERI. A aquellas personas que, desde la gestión en Diputados, contribuyeron decididamente a enriquecer e inspirar mi trabajo, como Luciano Román, cuya generosa opinión, aportes de ideas y sugerencias me permitieron introducir mejoras al libro; Luciana Cañete; Gabriela Commatteo, Mariana de Giuli, Patricia Cardo y Lorena Franco. A Simón Bestani y a Sabino Vaca Narvaja de Senado. Al personal del Congreso de la Nación Argentina, incluyendo a autoridades políticas, funcionarios, asesores, y en especial a los trabajadores que aportan la logística en materia de ceremonial y protocolo, prensa, diseño, fotografía, transporte, cafetería y servicios de todo tipo. A Fernando Fraquelli y Martín Dinatale y a todo el equipo de Diputados TV representado en Luciano Bidal por la maravillosa experiencia de hacer por primera vez un programa de diplomacia parlamentaria en la televisión pública. A todos los que no mencioné que sientan que aportaron a la gestión, mi agradecimiento también. Por último, a la Fundación Hanns Seidel, en la figura de sus representantes en Argentina, antes y ahora, Mariella Franz y Klaus Binder, cuyo apoyo resultó estratégico para permitirme desarrollar la invaluable tarea de trabajar cerca y coordinadamente con mis pares de la región de América Latina y el Caribe y acceder a las mejores prácticas del Bundestag y el Bayerischer Landtag.


17

Prólogos

19

Emilio Monzó,

24

Gabriela Cuevas Barrón,

28

Pedro Villagra Delgado,

30

Jorge Argüello,

33

Federico Pinedo,

35

Anthony Gooch,

37

Rodolfo Urtubey,

39

Cornelia Schmidt Liermann, (Argentina)

41

Lucila Crexell,

44

Alfonso Santiago,

Honorable Cámara de Diputados (Argentina) Unión Inter-Parlamentaria (UIP) Gobierno de la República Argentina Embajada Abierta (Argentina) Honorable Senado de la Nación (Argentina) Red Parlamentaria Global de OCDE GRULAC, Unión Inter-Parlamentaria (Argentina) CREyC, Honorable Cámara de Diputados Delegación UIP del Honorable Senado de la Nación (Argentina) Universidad Austral (Argentina)



19 Emilio Monzó,

Presidente de la Cámara de Diputados de Argentina durante el período diciembre 2015_diciembre 2019 ― Abril de 2020

Conozco a Juan de Dios Cincunegui, autor de esta obra, desde la década de los años noventa, cuando comenzamos a trabajar juntos en la Cámara de Diputados de Argentina, lugar donde veinte años más tarde volveríamos yo como presidente, y él como parte de mi equipo, responsable de la oficina de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto. Su investigación está focalizada en el P20 (Parliaments´20) -que reúne a los parlamentos del Grupo de los Veinte (G20)-, y en el rol que tienen reservados los poderes legislativos en el sistema de gobernanza global, tema sobre el cual se ha escrito muy poco. Este estudio cuenta con la particularidad de estar producido en términos teórico-prácticos, basado en la experiencia argentina, nuestra propia experiencia, que va de diciembre de 2015 a diciembre de 2019. El autor comienza describiendo al G20 en términos de PBI, PBI per cápita, PPA, participación en el comercio, territorio, y población. Demuestra que, en términos de representatividad, el Grupo de los Veinte no sólo deja afuera a 174 de 193 países soberanos de todo el mundo sino, además, a aproximadamente 2.600 millones de personas, un tercio de la población mundial. Se verifican, además, ciertos desequilibrios externos, como sobre-representación de América del Norte, Europa y Oceanía, y sub-representación de Asia, África y Medio Oriente; e internos, por ejemplo, al interior de Europa, privilegiándose al lado occidental por sobre el lado oriental. Sin embargo, más allá de las distintas perspectivas y alineamientos dentro del G20, el autor destaca su importancia por tratarse de un canal único en su especie, en el que participan los países del G7 (Alemania, Canadá, EE.UU. Francia, Italia, Japón y Reino Unido), Australia y la Unión Europea; los BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica); y otros seis países como miembros plenos, entre los cuales se encuentra Argentina; además de


20 países invitados, organismos internacionales y otros actores relevantes. Es cierto que el G20 recibe un sinnúmero de críticas, de todo tipo, pero no puede dejar de reconocerse que ha logrado mantenerse en el tiempo; que viene ampliando su agenda progresivamente; y que es reconocido como el principal ámbito de gobernanza global, con capacidad para sentar en una misma mesa a los líderes más importantes del mundo para que adopten decisiones con cierta urgencia, en contraste con las Naciones Unidas. En la obra se cuenta en primera persona la historia del P20, la primera cumbre de presidentes de parlamentos del G20 en llevar esa denominación, organizada en Buenos Aires en 2018; las reuniones previas de 2010, 2011, 2012 y 2013; y el segundo y último P20, celebrado en Tokio en 2019. Describe la posición en que se encuentran los parlamentos en el sistema de gobernanza internacional y, en particular, la relación con las Naciones Unidas y organismos especializados como la OMC.

Todo el libro tiene un telón de fondo que es la defensa del parlamentarismo y la diplomacia parlamentaria, entendida esta última como una función orientada al relacionamiento de los parlamentos y los parlamentarios con sus pares, gobiernos propios y extranjeros, organismos regionales e internacionales, y otros actores en materia de política exterior, diplomacia en sentido estricto, y cooperación internacional. Me toca prologar este libro junto a un grupo de colegas con quienes hemos trabajado con Juan de Dios en los últimos años intentando construir mejores parlamentos. Todos han contribuido de un modo u otro con el éxito del P20. Con Federico, Rodolfo, Lucila y Cornelia compartimos la misma casa –el Congreso de la Nación Argentina-; con Gabriela y Anthony la arena parlamentaria internacional, con la UIP y la OCDE como grandes protagonistas. Pedro y Jorge son dos embajadores argentinos de excelencia, uno de carrera y el otro un ex legislador, quienes han ocupado roles relevantes en materia de política exterior durante gobiernos de distinto signo político; y Alfonso en representación de la prestigiosa Universidad Austral, cuya Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales, bajo su dirección, ha puesto el foco hace varios años en la mejora institucional del parlamento argentino.

EMILIO MONZÓ

Demuestra que, mientras por un lado las organizaciones de la Sociedad Civil fueron logrando un lugar en ese sistema –en el caso del G20 a través de los denominados grupos de compromiso-, los parlamentos aún no consiguen un desempeño óptimo ni un reconocimiento explícito que se traduzca en una participación efectiva y genuina. Para lograrlo, elabora una serie de recomendaciones.


21

PRÓLOGOS

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

En noviembre de 2019, de salida, me despedí de mis colegas en el Congreso señalando que “La apertura y la amplitud son valores esenciales para tejer la unidad nacional. Entre otros desafíos, esos valores obligan a combatir un virus que mucho daño ha hecho a diferentes gobiernos: el de la obsecuencia. Es un virus que infecta a la política y que lleva a muchos dirigentes a trabajar ´por el jefe´ en lugar de hacerlo por la gente. Defender la política implica, entre otras cosas, pelear contra el ego y la uniformidad que promueve la obsecuencia, aceptar las rebeldías y respetar los liderazgos construidos sobre trayectorias políticas y comunitarias”. 2 Expresé que “La unidad nacional exige un profundo pluralismo”; y que “Para cambiar la cultura política de la Argentina será indispensable examinar a fondo nuestros propios fracasos; los de todos”; y que “Quizás encontremos un punto de partida en el reconocimiento de que esta Argentina que nos duele y nos provoca angustia no es responsabilidad de un único sector político”. 3 Al virus al que hacía referencia se sumó a comienzos de este año un nuevo virus, el COVID-19, y volví con la misma recomendación: “En tiempos de confusión y desconcierto, hay una certeza a la que podemos aferrarnos: la humildad, la solidaridad y la cooperación política son los valores que nos ayudarán a enfrentar lo que vendrá. Los argentinos deberemos lidiar con desafíos de dimensiones mayúsculas. No podemos calibrar todavía los alcances del cataclismo que provocará la pandemia. Frente a eso, la capacidad de los políticos para unirnos, para generar consensos, para trabajar en conjunto y cooperar en la construcción de objetivos comunes, será la mejor defensa ante las adversidades. Debemos inaugurar, de una vez por todas, la era de los acuerdos y de la concertación. Lo proponemos desde hace años, pero ahora –frente a la amenaza global del coronavirus- se convierte en un mandato ineludible y en un imperativo ético”. 4 Estas reflexiones son directamente aplicables a la gobernabilidad del planeta, aunque ciertamente más complejas. Decía Francis Fukuyama (1995) que “Una próspera sociedad civil depende de los hábitos, las costumbres y el carácter distintivo de un grupo humano, todos ellos atributos que sólo pueden ser conformados de manera indirecta a través de la acción política ya que, básicamente, deben ser nutridos a través de la creciente conciencia y del respeto por la cultura”, destacando que “Más allá de los límites de una nación específica, este significado de cultura se extiende al área de la economía global y al orden internacional”. Señala ese autor que “El creciente prestigio de la cultura en el orden global es tal, que Samuel Huntington afirmó que el mundo está entrando en un período de ´choque civilizacional´, en el cual la identificación primaria 2 3 4

“Construyamos la Argentina del diálogo y la unidad nacional”. La Nación, 28 de noviembre de 2019. Monzó (2019). Artículo de La Nación citado. “La salida está en la cooperación política y la unidad nacional”. La Nación, 17 de abril de 2020.


22 del hombre no será ideológica, como durante la Guerra Fría, sino cultural”.5 Cita además a James Coleman6, para quien una parte importante del capital humano está constituida por la capacidad de los individuos de asociarse entre sí, a la que califica de crítica. Y expresa: “La capacidad de asociación depende, a su vez, del grado en que los integrantes de una comunidad comparten normas y valores, así como de su facilidad para subordinar los intereses individuales a los más amplios del grupo. A partir de esos valores compartidos nace la confianza, y la confianza, como veremos, tiene un valor económico amplio y mensurable”. Más adelante, concluye: “Las leyes, los contratos y la racionalidad económica brindan una base necesaria, pero no suficiente, para la prosperidad y la estabilidad en las sociedades postindustriales. Es necesario que éstas también estén imbuidas de reciprocidad, obligación moral, deber hacia la comunidad y confianza, que se basa más en el hábito que en el cálculo racional. Todas estas características, en una sociedad moderna, no constituyen anacronismos, sino que, por el contrario, son el sine qua non de su éxito”. 7 El P20 es apenas un espacio creado en 2010 por iniciativa de los canadienses que recuperamos y relanzamos desde Argentina en 2018 -con el apoyo de UIP, OCDE, y los demás parlamentos del G20 que asistieronque enfrenta un gran desafío de supervivencia.

Los parlamentarios no deben mantenerse ajenos a los centros de decisiones. Es imperativo que acompañen, complementen y enriquezcan a sus gobiernos tanto en el ámbito doméstico como en la esfera internacional. Eso se logra a través de un ejercicio serio de las funciones que corresponde a cada uno, oficialismo y oposición, que deberían perseguir el mismo interés, el de la gente. Los gobiernos son, por otra parte, apenas una porción de las fuerzas, actores e intereses que interactúan a nivel global, resultando cada vez más relevante la influencia de los grupos empresarios transnacionales y la opinión de las organizaciones de trabajadores y otros sectores organizados como grupos de afinidad o compromiso tales como las organizaciones de la sociedad civil, los think tanks, los científicos, las mujeres y los jóvenes. Recientemente dije que “La política debe recuperar su sentido básico y esencial: el de ayudar al prójimo. Hoy, más que nunca, la política pasa por entender y por cuidar al otro. Debemos hacer de esto una épica, no un eslogan”. 8 5

“The Clash of Civilizations”, Foreign Affairs 72 (1994), páginas 22-49. “Social Capital in the Creation of Human Capital”, American Journal of Sociology 94 (1988): S95-S120. 7 “Confianza (Trust)”, Editorial Atlántida, 1995. 8  Monzó (2020). Artículo de La Nación citado. 6

EMILIO MONZÓ

Destaco la importancia que el autor de este libro otorga a la dimensión humana, cultural y psicológica de los líderes en el futuro de las naciones. Al fin de cuentas la historia de la humanidad es, también, la de nuestros líderes. De allí mi apelación a quienes nos toca ocupar roles de liderazgo.


PRÓLOGOS

23 Las naciones del mundo se han comprometido -en el marco de la Agenda 2030- a “no dejar a nadie atrás”, a cuyos efectos persiguen el fin de la pobreza; hambre cero; salud y bienestar; educación de calidad; igualdad de género; agua limpia y saneamiento; energía asequible y no contaminante; trabajo decente y crecimiento económico; industria, innovación e infraestructura; reducción de las desigualdades; ciudades y comunidades sostenibles; producción y consumo responsables; acción por el clima; vida submarina; vida de ecosistemas terrestres; paz, justicia e instituciones sólidas.

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

Todo eso necesita Argentina, al igual que todos los países del mundo, en mayor o menor medida. Para lograr esos objetivos se requieren “Alianzas” (ODS17), basadas en los principios y valores a los que hacía referencia anteriormente. Al igual que la salida para Argentina está en la cooperación política, en generar confianza, y en la unidad a través del diálogo, el futuro del mundo depende de la cooperación internacional y la búsqueda permanente de consensos sobre los asuntos planetarios, aquellos que nos atañen a todos. Nos toca vivir y protagonizar un nuevo proceso de cambios en Argentina, en la región y en el mundo. Jamás, en toda la historia de la humanidad, los cambios se produjeron a la velocidad y con la profundidad de hoy en día. Atender a esos valores a los que hacía referencia puede parecer simplista, pero su ausencia es el talón de Aquiles de la humanidad. Demandar su observancia no implica minimizar la infinita complejidad de un mundo en constante transformación. Todo lo contrario. El logro de una unidad plena puede parecer una utopía, pero acaso ¿no lograron los europeos con la creación de la CEE -actual Unión Europea- más de 60 años de paz después de transcurridas las dos grandes y horrorosas guerras mundiales de principios del siglo XX? Ojalá este libro inspire a los líderes parlamentarios del mundo a participar y a comprometerse más con la agenda global, en cuyo marco se adoptan decisiones que impactan cada vez con mayor intensidad al interior de nuestros países, afectando la calidad de vida de nuestros pueblos.


24 Gabriela Cuevas Barrón,

Presidenta de la Unión Inter-Parlamentaria 2018-2020 ― Diciembre de 2019

En 2008 el mundo enfrentó una fuerte crisis económica producto del colapso de la burbuja inmobiliaria en Estados Unidos: el sistema financiero mundial se tambaleó, se generó un grave problema de liquidez y el planeta atravesó la crisis alimentaria global más aguda de las últimas décadas. Tales condiciones obligaron a los líderes de las principales economías del planeta a sentarse en la mesa junto con los representantes de las economías emergentes. Diecinueve mandatarios de distintos países y la Unión Europea, conformaron ese mismo año el llamado G20 en Washington, DC. Esta convocatoria reunió al 85% de la producción económica, dos tercios de la población y el 75% del comercio internacional globales para buscar puentes de entendimiento y cooperación. El Grupo de los Veinte (G20) se convirtió en el principal foro internacional para la cooperación económica, financiera y política, y a la fecha es el espacio de encuentro más importante para la definición de las estrategias para hacer frente a los desafíos globales del milenio. Desde el primer encuentro se acordaron reformas financieras para lidiar con la crisis y evitar el desencadenamiento de una recesión global de consecuencias inestimables. Sin embargo, es un hecho que las medidas apenas han logrado ser paliativas, a una década de distancia la economía global no muestra señales de plena recuperación, la brecha de pobreza y desigualdad se ha incrementado, la violación de los derechos humanos es creciente y la posibilidad de una nueva y seria crisis económica mundial toca a la puerta. Sin dejar de reconocer los grandes esfuerzos, se ha demostrado que el G20 necesita de un acompañamiento mucho más ágil y dinámico, con capacidad para implementar los acuerdos y medidas de forma que se traduzcan en beneficios tangibles para las personas. Algunos poderes legislativos iniciaron las primeras convocatorias para que los presidentes


PRÓLOGOS

25

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

de los parlamentos de estas 20 economías llevaran a cabo un diálogo que permitiera compartir las mejores experiencias y agenda económica de sus países, sin embargo, no existió continuidad ni esfuerzos sistematizados que permitieran avanzar de manera coordinada. En el 2018 nació la idea de crear una Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 y otros parlamentos invitados, mejor conocida como el “P20” y presidida en su primera edición por la Unión Inter-Parlamentaria y el Congreso Nacional de Argentina. Los procesos, negociaciones y acuerdos internacionales requieren de un componente parlamentario, por un lado, como elemental principio de transparencia, inclusión y representación de la pluralidad política de los países y, por otro lado, para lograr una mucho más eficaz implementación de las decisiones que ahí se toman. No todo es política pública o una decisión exclusiva de los poderes ejecutivos; la responsabilidad de mejorar los marcos legales, presupuestos y diseños fiscales, así como las tareas de vigilancia y representación, son tareas intrínsecas a la función parlamentaria y al mismo tiempo son el puente fundamental para traducir los compromisos globales en soluciones locales. En sus dos primeras ediciones en 2018 en Buenos Aires, Argentina, y en 2019 en Tokio, Japón, en mi responsabilidad de Presidenta de la Unión Inter-Parlamentaria ha sido un gran honor construir, atestiguar e impulsar el intercambio de opiniones, información y experiencias, así como la promoción de acciones comunes. En el 2018 nos enfocamos en temas relacionados con las nuevas tecnologías; la digitalización; las consecuencias macroeconómicas del envejecimiento de la población; la igualdad de género; la seguridad alimentaria; la energía; el cambio climático; la salud; el terrorismo; la migración y protección de los refugiados; la financiación para el desarrollo; garantizar una gobernanza transparente, eficiente y libre de corrupción; el futuro del trabajo; y el empoderamiento de las mujeres; mientras se mantiene el enfoque inicial en el crecimiento económico y el desarrollo sostenible, para lo cual se han propuesto las perspectivas parlamentarias para su implementación. En la resolución del P20 Tokio 2019 estas propuestas sugieren, por ejemplo, el replanteamiento de nuestras economías y explotar mejor las oportunidades que se presentan desde una perspectiva de economía verde, incluyendo economías circulares, economías compartidas y economías solidarias; reformas al mercado laboral para apoyar la adaptación de los trabajadores; políticas integrales para reducir la desigualdad; sistemas fiscales modernos y sostenibles; una regulación financiera más estricta para frenar la especulación, y la institucionalización de la contabilidad ambiental tanto en el sector público como en el sector privado; negar el refugio a las personas corruptas y a sus ganancias provenientes de actos de corrupción; y garantizar una gobernanza abierta, transparente y de rendición de cuentas en todos los niveles. La importancia del sistema multilateral para la implementación de


26 estas acciones es constante y nos ha demostrado que los países deben abstenerse de adoptar medidas proteccionistas y prácticas comerciales incompatibles con las reglas de la Organización Mundial del Comercio (OMC), ya que éstas socavan a todo el régimen multilateral de comercio. Uno de los procesos más importantes, sustantivos y con pleno potencial para transformar el planeta es la Agenda para el Desarrollo Sostenible 2030. Todos los gobiernos acordaron una hoja de ruta que nos permita alcanzar un mundo más incluyente e igualitario, uno que no deje a nadie atrás. Los parlamentos desempeñan un papel de importancia crítica respecto a la redacción de la legislación (tanto en el diseño de una legislación que activamente promueva la inclusión como en la revisión de leyes que de alguna manera aún promuevan la discriminación o exclusión), la adopción de presupuestos y la vigilancia a los gobiernos para la aplicación oportuna y efectiva de medidas que avancen en el cumplimiento de los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Hoy el mundo requiere más que nunca del consenso entre las distintas fuerzas políticas implicadas en los modelos de gobernanza locales, nacionales, regionales e internacionales. El P20 aporta la oportunidad a los parlamentarios de hacer su propia evaluación de las acciones y resultados alcanzados en el G20, pero más allá de esta evaluación, les permite también formular sus propias perspectivas legislativas a corto, mediano y largo plazo, y vincularlos con otros procesos globales que no pueden permanecer ajenos a las decisiones económicas como lo son el Acuerdo de París sobre Cambio Climático, los pactos globales para la migración y los refugiados, y por supuesto, la Agenda de Desarrollo 2030. Es por tanto que se ha vuelto cada vez más imperioso institucionalizar esta reunión e implementar sus declaraciones. Los objetivos más ambiciosos de estas reuniones son básicamente dos: el primero, traducir los grandes acuerdos globales en realidades nacionales y beneficios para nuestros representados; el segundo, la plena institucionalización del P20 como una de las reuniones oficiales que se organizan en torno al G20, lo que permitiría insertar el mecanismo en las agendas prioritarias de los gobiernos, darle continuidad año tras año y

GABRIELA CUEVAS BARRÓN

Desde hace 130 años, la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) ha fungido como la organización internacional de diplomacia parlamentaria por excelencia, reuniendo a los poderes legislativos de 179 países que representan a más de 6.5 miles de millones de personas alrededor del mundo. No cabe la menor duda de que ha logrado forjarse como la organización a nivel internacional que mejor refleja la opinión y las preocupaciones de los ciudadanos. Es a través de la Unión Inter-Parlamentaria que buscamos sistematizar el P20 como una iniciativa que pueda tomar un carácter permanente de diálogo, intercambio de mejores prácticas y propuestas. En la UIP innovamos con estos mecanismos que pueden permitirnos una mayor incidencia en las decisiones económicas y financieras que tienen un impacto inmediato en la vida de las personas que representamos.


PRÓLOGOS

27 contar con la presencia de los presidentes de los parlamentos de las 20 economías. 9 Este libro sin duda será material obligado de consulta para entender el origen y los objetivos que dan vida a la importancia del parlamentarismo en las decisiones globales en el contexto del G20.

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

Este es un trabajo que servirá también a los otros países que organicen actividades parlamentarias en ocasión de las actividades del G20, ya que las experiencias vividas en la organización y desarrollo del proceso argentino serán sin duda replicables en otros países, con las adaptaciones que correspondan a la idiosincrasia y características de cada país que ejerza la Presidencia del G20. Lo mismo puede decirse de las lecciones aprendidas.

9  Estados Unidos de América dejó de ser miembro de la Unión Inter-Parlamentaria en el año 2003. Su participación en las reuniones del P20 tanto aquellas organizadas bajo liderazgos nacionales como aquellas que se han coordinado con la UIP, no han alcanzado a los presidentes de las Cámaras, pero sí a la presencia de delegados.


28 Pedro Villagra Delgado,

Embajador, Sherpa Argentino del G20 2018 ― Mayo de 2019

Es un gran honor que mi amigo Juan de Dios Cincunegui me haya pedido prologar este trabajo sobre la experiencia que representó para nuestro país el P20 y lo felicito por la iniciativa de dejar un registro detallado y ponderado de todo el proceso, por cuanto ello contribuirá a la conservación de la memoria institucional de todo el proceso, su desarrollo y resultados. Este prólogo me permite también felicitar y agradecer al Congreso de la Nación y a las autoridades de la Unión Inter-Parlamentaria que decidieron organizar el P20 durante la Presidencia argentina del G20, acompañando el proceso y los temas que trata aquel Foro de Líderes de un grupo de países que representa grandes porcentajes del PBI global, de la población del planeta, de su masa geográfica y que además han jugado un papel sistémico significativo en la elaboración de las normas que la comunidad internacional ha creado para tener un sistema internacional basado en reglas, aun imperfecto pero mucho más previsible y razonable que los pretéritos sistemas en los que sólo prevalecía el más poderoso. De hecho, el G20 fue creado para procurar fortalecer la gobernanza y estabilidad del sistema financiero y macroeconómico internacional a nivel de Ministros de Finanzas y Presidentes de Bancos Centrales en 1999 y luego de la crisis global financiera de 2008 se elevó a nivel de líderes para procurar dar respuestas también políticas a aquel fortalecimiento, incluyendo además aspectos sociales, laborales, ambientales, comerciales, etc. Los temas de la agenda del G20 son algunos de los más importantes a los que se abocan los poderes legislativos de sus miembros y ello cobra especial dimensión en las democracias que sostienen la división de poderes como una de las bases del sistema político, donde la relación entre las acciones de quienes ejercen el Poder Ejecutivo y los representantes a quienes los pueblos invisten con la tarea de legislar generan, junto con el Poder Judicial independiente, un mecanismo de controles y equilibrios que crean el entramado en el que se asienta el sistema democrático.


PRÓLOGOS

29 Fue por eso muy auspicioso que el Congreso de la Nación decidiera convocar un P20 en ocasión de la Presidencia argentina del G20, en la que legisladores de todo el mundo y especialmente de países miembros de este Foro se dieran cita en Buenos Aires para realizar sus aportes a la agenda que los Líderes abordarían en la Cumbre y cuya gestación tuvo lugar durante todo el año en reuniones de Grupos de Trabajo y Ministeriales.

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

El aporte de los parlamentarios que representan a los pueblos de los países del G20 fue muy útil tanto por las ideas que expresaron en sus declaraciones y documentos cuanto porque proveyeron la visión desde otro ángulo distinto al de los poderes ejecutivos. En las prioridades de la Presidencia argentina del G20 se reservó un rol prominente a la búsqueda del consenso para un desarrollo equitativo y sustentable y una de las principales tareas de los Congresos es procurar avanzar legislativamente buscando acuerdos, forjando alianzas, debatiendo puntos de vista opuestos y procurando encontrar soluciones a través de la adopción de normas que faciliten el desarrollo, el bienestar y la justicia. La experiencia parlamentaria era, por tanto, muy relevante para uno de los objetivos centrales que la Argentina se propuso en su Presidencia del G20. Las otras prioridades argentinas para el G20, tales como el futuro del trabajo en consonancia con la educación y la digitalización; la infraestructura para el desarrollo y que proyectos con ese fin pudiesen convertirse en una clase de activos; un futuro alimentario sustentable y la incorporación de la producción agrícola a las cadenas globales de valor; la igualdad de género y la plena participación de la mujer en todos los ámbitos de la vida de nuestras sociedades; y la lucha contra la corrupción; fueron también de interés del P20 y esa mutua retroalimentación resultó muy provechosa. Mi equipo como Sherpa argentino del G20 y yo tuvimos el privilegio de trabajar estrechamente con los organizadores del P20, lo que constituyó una experiencia muy enriquecedora, además de agradable. Pude constatar el compromiso de nuestros legisladores y del personal del Congreso de la Nación con promover la participación destacada de nuestro país en la arena internacional y aprovechar la oportunidad que la Presidencia del G20 daba en ese sentido. El listado de quienes merecerían grandes elogios por ese compromiso es largo y por eso limitaré mi reconocimiento específico a la incansable y muy comprometida Presidenta de la Comisión de RREE de la Cámara de Diputados, Cornelia Schmidt Liermann, por la energía que puso en que el P20 fuese una realidad; a la Vice-Presidenta de la Nación y Presidenta del Senado, Lic. Gabriela Michetti; al Presidente Provisional del Senado, Federico Pinedo; y al Presidente de la Cámara de Diputados de la Nación, Emilio Monzó. En ellos van mis felicitaciones a todos nuestros legisladores nacionales y mi agradecimiento por el gran aporte que el P20 hizo a la Presidencia argentina del G20.


30 Jorge Argüello,

Presidente de la Fundación Embajada Abierta ― Junio de 2019

Hace una década, la necesidad de hacerle frente con urgencia a las consecuencias de la profunda crisis financiera originada en las grandes economías occidentales abrió en la diplomacia internacional una nueva y potente alternativa de gobernanza al antiguo orden multilateral diseñado en la posguerra. Hoy todos conocemos esa nueva instancia como G20 (Grupo de los 20), un foro de potencias desarrolladas y emergentes con suficiente influencia sistémica como para neutralizar terremotos como el de 2008 y asegurar un mínimo de gobernanza global. La cumbre de líderes del G20 ha probado su capacidad de intervenir hasta aquí con bastante eficacia y velocidad de resolución para las demandas de esta era de globalización, aunque sin la representatividad universal de organizaciones como Naciones Unidas. Desde entonces, el G20 ha sufrido su propio proceso de evolución, sin constituirse ni darse la estructura de un organismo multilateral tradicional, pero aceitando su funcionamiento como un foro de las 20 naciones de mayor incidencia global (incluyendo como bloque a la Unión Europea) cuyos líderes deliberan una vez al año, como ocurrió en 2018 en Buenos Aires. Una parte de ese proceso, una vez concertadas y aplicadas las primeras medidas a gran escala que lograron recuperar cierta estabilidad después de 2008, fue la progresiva ampliación de la agenda general del G20, que se extendió desde cuestiones básicamente macroeconómicas a otras igualmente relevantes para sus miembros y todo el planeta, como el cambio climático, el terrorismo y las migraciones.


PRÓLOGOS

31

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

Otro aspecto de esa evolución fue la incorporación de “grupos de afinidad” que apoyan la tarea de los jefes de Estado y de Gobierno y ministros de Economía y Finanzas del G20: del mundo del trabajo -Labor 20 o L20, de los primeros e impulsados por iniciativa de Argentina y Brasil-; del ámbito empresarial (Business 20 o B20); de organizaciones no gubernamentales (Civil 20 o C20); de think tanks (Think 20 o T20); de mujeres (Women 20 o W20) y de jóvenes (Youth 20 o Y20). Aquí es donde se inscribe esta valiosa iniciativa de diplomacia parlamentaria, el P20, un nuevo grupo de afinidad del G20 conformado en este caso por los presidentes de los Parlamentos que terminó de hacerse realidad en la Cumbre de Buenos Aires 2018 de líderes del G20, con un activo protagonismo del autor de este trabajo, Juan de Dios Cincunegui. Es de valorar el largo camino recorrido por los legisladores hasta llegar al P20. Precedidos por varias cumbres de presidentes de parlamentos, han sido conscientes de una coyuntura global en la que, como hizo notar la Unión Inter-Parlamentaria (UIP), las democracias parlamentarias de todo el planeta (272 cuerpos con más de 46 mil miembros) afrontan desafíos inéditos de gobernabilidad en su articulación con la ciudadanía y los poderes ejecutivos. Y, por supuesto, también a nivel internacional. Como explica Juan de Dios, los parlamentarios ahora contenidos en el P20 tienen mucho que aportar al G20 en su esfuerzo de gobernanza mundial complementario de la ONU y del resto de las organizaciones multilaterales tradicionales, a partir de su compromiso de seguir la agenda 2030 de Desarrollo Sostenible y sus objetivos, de combate contra la pobreza, de lucha contra la corrupción, del empoderamiento de mujeres y jóvenes y de una educación de calidad para esta nueva era de tecnología e innovación. Pero más allá de eso, una clave central de este nuevo camino es la contribución que los parlamentarios pueden hacer para superar la así llamada aquí “brecha democrática” que afecta las relaciones internacionales, una preocupación que la creación del G20 reavivó por su exclusividad como foro y su dinámica de acción. En ese sentido, la formidable representatividad política del P20 puede ayudar a ir cerrando esa brecha convirtiéndose en la correa de transmisión política adicional que necesitaba el G20 para seguir siendo expeditivo ante las coyunturas de esta acelerada globalización pero asegurarse mayor representatividad y mejor conexión con instituciones más cercanas a los ciudadanos como los Parlamentos. Como nos advierte también el autor, la faena no será fácil. Pese a la originaria voluntad de las naciones desarrolladas de sumar a las emergentes para lograr consensos básicos, pasado lo peor de la crisis, instancias como el Grupo de los 7 (G7), consciente de su poder como “rule makers”


32 (hacedores de reglas), han venido retaceando protagonismo a las reuniones parlamentarias del G20, en perjuicio de los países que a menudo se ven emplazadas a seguirlas (“rule takers”). El desafío del P20 recién comienza. Los parlamentarios soportan desde la primera línea de fuego las olas de malestar social generalizado que amenaza nuestras democracias cuando la globalización supera la capacidad de los gobiernos de controlar transformaciones económicas globales que afectan millones de empleos y acentúan como nunca la desigualdad social. Por eso mismo, son un actor político privilegiado para enriquecer las posibilidades y sustento del G20. La lectura de estas páginas reforzarán la importancia de rol natural que, como en nuestro Congreso Nacional argentino, tienen los parlamentarios en la dinámica de las relaciones exteriores de un país y en la diplomacia internacional, en general.

JORGE ARGÜELLO

Pero sobre todo significan de parte de Juan de Dios, impulsor principal del P20, y de todo el mundo parlamentario una inspiración para quienes estamos convencidos de que la diplomacia debe dejar de ser un asunto exclusivo de altas esferas del poder político y abrirse en cambio al conocimiento y al debate de todos los ciudadanos, de nuestro país y del mundo.


33 Federico Pinedo,

Senador Nacional Presidente Provisional del Senado de la Nación Argentina (2015-2019) ― Junio de 2019

Es de celebrar este trabajo del Dr. Juan de Dios Cincunegui, que permite documentar la organización y las intervenciones de los parlamentos en la reunión del G20 en la Argentina de 2018, además de aportar información no sistematizada aún sobre otros eventos de diplomacia parlamentaria. A partir de la decisión del presidente Mauricio Macri, en 2015 la Argentina inició un proceso de mucho mayor relacionamiento internacional, en todos los frentes. Tal vez un símbolo de ello fue el hecho de que la canciller argentina, Susana Malcorra, en cuanto asumió sus funciones, ingresó de lleno en la competencia para la designación del secretario general de las Naciones Unidas. El despliegue de acción diplomática consecuente, llevó a que nuestro país recibiera las visitas de los principales dirigentes de la política mundial, quienes decidieron que la reunión del Grupo de las 20 Naciones (G20) se realizara en la Argentina dos años después. En el Congreso, siguiendo el consejo del ex senador Eduardo Menem, que había integrado la conducción de la Unión Inter-Parlamentaria mundial (UIP), volvimos a conformar una delegación permanente del Senado ante ese organismo internacional, presidida por el Presidente Provisional, cargo que tuve el honor de desempeñar desde 2015. La activa participación del Senado argentino nos llevó a presidir el Grupo Latinoamericano, GRULAC (senador Rodolfo Urtubey) y la comisión permanente de relación con Naciones Unidas (senador Juan Carlos Romero), además de integrar la Comisión de Derechos Humanos de los Parlamentarios (que integré tres años) y la comisión especial contra el terrorismo (senadora Lucila Crexell). La activísima actividad del equipo del presidente de la Cámara de Diputados, Emilio Monzó, dirigido por el Dr. Cincunegui, nos hizo dar un salto de calidad en el trabajo conjunto, llevándonos a organizar dos eventos de primera relevancia mundial, como las reuniones


34 de Parlamentos de la Organización Mundial de Comercio y los parlamentos del G20 (P20). Fueron momentos difíciles de la política mundial, con el paso del unilateralismo norteamericano posterior a la caída del Muro de Berlín, a la construcción de un nuevo multilateralismo, producto del surgimiento chino, los esfuerzos de reconstrucción del poder ruso, las guerras por el predominio en el Islam, las oleadas migratorias consecuentes, la formidable revolución digital y los flujos financieros descontrolados llevando la crisis a todo el planeta. En ese contexto nos tocó presidir las discusiones parlamentarias sobre la nueva ola proteccionista, el aislamiento estadounidense y las discusiones con China sobre propiedad intelectual y funcionamiento de los mercados. Las delegaciones de diputados y senadores argentinos, de la misma manera en que lo hizo el Poder Ejecutivo en el G20, logramos que se aprobaran declaraciones de consenso, incluyendo otros temas globales como el cambio climático y las políticas de respeto e igualdad de género.

No quiero dejar de destacar las acciones que en estos foros desarrollamos para intentar que sea realidad lo que hace décadas venimos reclamando verbalmente: establecer un diálogo de buena fe con el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte por la disputa de soberanía sobre las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos circundantes. Desde 2015, en cada una de las dos reuniones anuales de UIP, hemos hecho reuniones con los parlamentarios de varios países, incluyendo Gran Bretaña, sobre esta crucial cuestión para la Argentina. A partir de ello hemos tenido varias misiones parlamentarias de alto nivel en ambos países, construyendo confianza, como prerrequisito indispensable para llegar al diálogo, que es el paso que tenemos por delante. Para ello hemos consolidado nuestro carácter de nación respetuosa del derecho internacional. El libro que sigue da cuenta de ese camino constructivo, amable, de respeto, de diálogo, que lideró la República Argentina en los últimos años, involucrándose de lleno en las discusiones mundiales y construyendo un perfil de socio confiable, aunque respetuoso de la diversidad.

FEDERICO PINEDO

Creo que todas estas acciones, con más las que desarrollaron los grupos parlamentarios de amistad con diferentes países y organismos, permitieron que fuéramos construyendo una visión común, conforme con la cual no hay futuro sin involucrarse intensa y constructivamente en los asuntos globales. Como dije reiteradamente en esos días, el cambio se da a diferentes velocidades, pero sin ninguna duda, en una misma dirección, que es la de la mayor integración digital. No tiene sentido pretenderse ajeno a la revolución de la innovación tecnológica, a la economía del conocimiento, al impacto que tendrán sobre la educación y el trabajo (lema de nuestro G20), a la necesidad de fortalecer la estabilidad financiera mundial.


35 Anthony Gooch,

Presidente de la Red Parlamentaria Global de la OCDE Director de Comunicación y Asuntos Públicos ― Octubre de 2019

Las iniciativas de gobernanza internacional son de una importancia capital en el mundo en el que vivimos, pues buena parte de los desafíos a los que nos enfrentamos en el mundo tienen una naturaleza global. Sólo podremos afrontarlos a través de la creación de espacios de intercambio y consenso entre los países, por un lado, y por otro con el compromiso político para hacerlos avanzar. Sin embargo, también es importante que estas iniciativas sean cuidadosas a la hora de mantener los pies sobre la tierra. A menudo nos topamos con el hecho de que instancias de cooperación internacional son percibidas por los ciudadanos como distantes, desconectadas de la vida cotidiana. Las ven como procesos que tienen lugar en espacios lejanos e inaccesibles. Los legisladores son el elemento en la ecuación capaz de establecer ese puente, pues representan de manera directa las voces de sus votantes y conocen de primera mano lo que les preocupa, pero, además, hacen viajar estas necesidades al mundo de las políticas públicas a través de su labor legisladora. La implicación de los legisladores es lo que permite dar credibilidad, legitimidad y sostenibilidad a procesos como el G20. Las principales organizaciones internacionales participan en las reuniones del G20 por invitación de cada Presidencia, para hacer aportaciones sustantivas y enriquecer el debate. La OCDE viene actuando como asesor estratégico del G20 desde 2009. Y, consciente del papel crucial de los legisladores, a través de la Red Parlamentaria Global de la OCDE llevamos casi una década fungiendo como un espacio de conexión para legisladores con los procesos del G20, facilitando el intercambio de conocimiento, la identificación de las mejores prácticas, el apoyo a la traducción de están-


36 dares internacionales a los distintos contextos nacionales y contribuyendo a su adecuada implementación. Esto se plasma especialmente en la labor del Grupo Parlamentario de la OCDE en Materia Fiscal, en el que abundé durante mi intervención en el Foro del P20. A través de este grupo, una nutrida comunidad de legisladores ha ido siguiendo muy de cerca los desarrollos del proyecto del G20 para reducir las posibilidades de elusión fiscal por parte de las empresas multinacionales. Se trata de un ejemplo concreto de articulación del puente entre el G20 y los legisladores a escala mundial. La creación del P20 por parte de la presidencia argentina del G20 en colaboración con la UIP y la OCDE es una magnífica iniciativa en este sentido. El título de la Cumbre de Presidentes de Parlamentos en Buenos Aires, cuyo lema fue “A desafíos globales, soluciones globales” recoge de manera sucinta la voluntad de intensificar la cooperación parlamentaria como dimensión necesaria de la cooperación internacional, pero también para fomentar la igualdad de condiciones entre los países y articular el beneficio real de los trabajos del G20 en los ciudadanos.

Tal y como mencioné en la sesión de apertura del Foro en Buenos Aires, es hora de que los parlamentos tengan un papel más activo en la gobernanza internacional, y ya era hora de unir fuerzas para articular este espacio al más alto nivel. Mi enhorabuena al equipo de la Presidencia argentina del G20 y al Congreso de la Nación por abordar esta asignatura pendiente.

ANTHONY GOOCH

Nuestra brújula ha de ser, hoy y siempre, el afán por alcanzar las mejores políticas públicas, algo que para la OCDE es el pan nuestro de cada día: trabajamos para que las políticas de los países tengan el mayor potencial para influir positivamente en la vida de todos en nuestras sociedades. Como socio comprometido con el G20, la OCDE ha estado y estará a la disposición de las distintas presidencias para impulsar el rol de los legisladores como actores clave en la arquitectura del G20 y seguir dando forma al P20.


37 Rodolfo Urtubey

Senador Nacional (Argentina) Presidente del GRULAC, UIP (2018-2019) ― Mayo de 2019

Tengo el agrado de prologar este trabajo de Juan de Dios Cincunegui sobre el Foro Parlamentario y la Cumbre de Presidentes de Parlamentos celebrados en Buenos Aires los días 1 y 2 de noviembre de 2018 en ocasión de la realización del G20, eventos que formaron parte de lo que se denominó “P20”. En primer lugar, quiero decir que el autor de este minucioso y detallado trabajo no es solo un recopilador de datos y posterior relator de una serie de hechos, cosa que ha hecho muy bien, sino que ha sido un verdadero protagonista de estos eventos que describe. Y lo ha hecho en el plano más complejo y menos lucido quizás, que es el plano de la organización, con todo lo que ello implica. En éste como en otros encuentros parlamentarios internacionales, en los que diputados y senadores hemos participado en forma conjunta, he sido testigo de su seriedad profesional y de la excelencia de su trabajo en beneficio de los legisladores concurrentes a tales eventos. Pasando al contenido del trabajo se destaca en primer lugar la minuciosa descripción de todo el proceso desde que se originó la decisión de realizar el “P20” hasta su culminación con la realización del Foro Parlamentario primero y la Cumbre de Presidentes de Parlamentos después, los días 1 y 2 de noviembre de 2018 respectivamente. Repasando tales sucesos tal como se describen perfectamente en este trabajo, se advierte con claridad la importancia que tiene, o debería tener, la actividad que se denomina “Diplomacia Parlamentaria” para la vida de relación de los países entre sí y también para promover los grandes objetivos globales de desarrollo en beneficio de toda la humanidad expresados en la agenda 2030 y sus ODS.


38 En tal sentido se destaca muy bien lo actuado por la Presidencia de la Cámara de Diputados en relación a la creación de los GPA (Grupos Parlamentarios de Amistad) los que, junto con la presencia en entidades como la UIP y similares, y eventos como el “P20” son el principal ámbito de realización de esta “diplomacia parlamentaria”. Es bueno que las autoridades parlamentarias y políticas en general tomen conciencia de la importancia y necesidad de la diplomacia parlamentaria, por su naturaleza eminentemente política, dado sus protagonistas, legisladores de todo el mundo. También el autor se refiere a un objetivo logrado y después malogrado tristemente, que ha sido el ofrecimiento hecho por la Argentina para ser sede de la 140 Asamblea de la UIP y su posterior declinación por razones presupuestarias. En mi personal opinión esta decisión, más allá de las razones presupuestarias invocadas, es una clara expresión de la insuficiente valoración que se hace de la importancia de la diplomacia parlamentaria.

RODOLFO URTUBEY

Precisamente este trabajo pone en evidencia la capacidad que tenemos para llevar adelante este tipo de eventos cuando somos capaces de trascender las diferencias naturales y lógicas en aras de objetivos que nos son comunes no solo a los argentinos sino a todos los parlamentarios del mundo.


39 Cornelia Schmidt Liermann

Diputada Nacional / Presidenta de la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto de la Honorable Cámara de Diputados de Argentina (2017-2019) ― Abril de 2020

“Solo perduran en el tiempo las cosas que no fueron del tiempo”. Jorge Luis Borges - La rosa profunda

Desde 2008 la Cumbre de Presidentes integró a los mandatarios de los países miembros a fin de darles, todos los años, un ámbito cordial de discusión con menos protocolo y burocracia. En 2018, gracias a los esfuerzos de nuestra diplomacia, nuestro país fue sede de esta Cumbre. Ésta se llevó a cabo en el país abrazando a distintas delegaciones: Women´20, Think´20, Labour´20, entre otras. Y se originó el Parliaments´20, un evento de Jefes de los distintos parlamentos que sucedió, por primera vez, en nuestro país. La propuesta surgió tímidamente. Pero adquirió consenso y contamos con aliados fundamentales: OCDE y la UIP. Y claro, del Sherpa argentino, Pedro Villagra Delgado. Fue un orgullo y un gran desafío colaborar en la organización y la coordinación de un evento sin igual. Ser sede de la Cumbre también implicó coordinar la agenda: incluir el dilema del trabajo y las nuevas tecnologías, la educación, el empoderamiento económico de la mujer, son temas que atraviesan a todas las sociedades. Pudimos resignificar nuestras relaciones exteriores, que son multilaterales. Negociamos con todos y queremos estar en todas las mesas: el mundo debe ser para Argentina, una oportunidad. Estamos escribiendo una historia repleta de dificultades, aunque llena de virtudes. Bajo nuestra presidencia argentina del G20, el tema del futuro del trabajo fue declarado uno de los tres ejes prioritarios. Y así también se trató en el P20: aprendimos que las transformaciones impulsadas por la tecnología redefinen el papel de la educación, el valor del conocimiento y de las habilidades. Aparecen en todo el mundo métodos de aprendizaje no formal, espacios de alfabetizaciones y mecanismos alternativos para la certificación para preparar el ingreso de los jóvenes al mercado de trabajo. Hoy, en plena


40 época de pandemia por Coronavirus, resulta premonitorio. Resaltamos que todavía persisten amplias brechas de género: las mujeres participan menos en el mercado laboral, sus condiciones laborales son peores, se enfrentan a paredes y techos de cristal, y son discriminadas por la ley. Lograr la equidad de género no es sólo un imperativo moral, sino también clave para el crecimiento y el desarrollo económico. Los países del G20 se comprometieron a reducir la brecha en la participación laboral en un 25% para 2025, pero el progreso es escaso y, por lo tanto, es necesario implementar soluciones innovadoras. El reto es fundamental: la creación de puestos de trabajo de calidad del futuro para que se conviertan en una fuente de prosperidad y la disminución de la desigualdad entre las personas y los países.

Estoy convencida que los políticos que solo representan los intereses de su propio país no lograrán que el mismo prospere en soledad: solo en la comunión y en la interacción con el otro, está la grandeza. Debemos fortalecer la fraternidad mundial. Hemos demostrado que los argentinos estamos dispuestos a cooperar con todas las regiones del mundo sobre la base del entendimiento y la confianza recíprocos. Para ello tenemos que conocer, comprender y respetar las demás culturas. Logramos ir al encuentro del otro y reforzar la interlocución. Recuperemos entonces las convicciones de aquellos que forjaron nuestra patria. “Si preguntamos menos de dónde viene alguien sino adonde quiere ir; si dejamos de preguntar qué nos separa, sino qué nos une, la convivencia en nuestro país será más humana y al mismo tiempo más fecunda.” Finalmente vaya un agradecimiento especial a todas las autoridades, funcionarios y empleados de la HCDN. Y en especial a mis colegas legisladores: han logrado hacer sentir, con la calidez y la improvisación propia criolla, a los extranjeros “como en casa”. Han tenido ustedes un enorme mérito y con ello también han prestado un inestimable servicio a nuestro país. Se los agradezco de corazón. En nuestro país hay infinidad de historias de éxito. El P20 ha sido una de ellas. No lo pudimos hacer sin Ustedes. ¡Gracias!

CORNELIA SCHMIDT LIERMANN

El P20 ha demostrado la legitimidad y la capacidad para proporcionar opiniones consensuadas basadas en evidencia, fomentar soluciones cooperativas y dar forma a la agenda política sobre los problemas actuales y futuros. Es el resultado de un movimiento multidisciplinario que comprende a países grandes y pequeños, pero todos de inmenso valor. Permite ser un engranaje fundamental de la historia, que no sólo no debe desaparecer, sino nos debe motivar. Simboliza coraje, acción y esperanza. Logró demostrar que la política puede enfrentarse a situaciones adversas defendiendo principios democráticos y existenciales, dando fin a una guerra fría y un sistema que impedía a los ciudadanos vivir libremente. En nuestro país muchos ciudadanos comprenden ahora lo importante que es relacionarse con otros, más aún, pensar en todos los habitantes del mundo, porque sólo juntos podremos construir el futuro. Empezamos a comprender lo mucho que se puede aprender de la sabiduría y la dignidad de otros países. Y que tenemos el deber de dialogar.


41 Lucila Crexell,

Senadora Nacional (Argentina) / Miembro de la Delegación UIP del Senado de Argentina (2014-2020) ― Abril, 2020

“Yo aplaudiré toda mi vida el sentimiento de aquellos Estados que sacan su vista del recinto estrecho de sus fronteras y la levantan hasta la esfera de la vida general y continental de la América (…). En un gran sistema político, las partes viven del todo y el todo de las partes (…). Lo demás es construir a medias y de un modo incompleto”. Juan Bautista Alberti

Es para mí un placer especial contribuir con el prólogo a este libro por dos razones fundamentales. En primer término, porque veo plasmando a lo largo de sus líneas el largo proceso de negociaciones febriles y sinuosas que dieron nacimiento a uno de los importantes logros recientes de la diplomacia argentina: ser uno de los artífices de la realización del P20 en el marco del G20 celebrado en la Ciudad Buenos Aires en 2018. La documentación minuciosa de los eventos, no solo nos permite rescatar para generaciones futuras los pormenores de estos sucesos históricos, sino que además nos ofrece lecciones y enseñanzas esenciales para continuar y fortalecer el camino de la diplomacia parlamentaria. En segundo lugar, escribo con gran satisfacción estas palabras pues conozco personalmente al autor del libro, Juan de Dios Cincunegui. En él se conjugan dos atributos esenciales que aseguran la calidad de la reconstrucción de esos días apasionantes. Por un lado, un robusto conocimiento teórico y conceptual del campo; por otro, la experiencia práctica profesional. Combinadas, permiten un entendimiento cabal de la trama profunda y compleja del universo de las relaciones internacionales. Al momento de escribir estas líneas, el mundo enfrenta un desafío con pocos precedentes en la historia contemporánea. El surgimiento y difusión del virus COVID-19 desnuda la insuficiencia de las herramientas disponibles para dar una respuesta global, integral y coordinada al problema. Simultáneamente, reafirma la necesidad de robustecer las instancias internacionales de deliberación y concertación política. Tal como afirmaba el sociólogo alemán Ulrich Beck, es la presencia de una amenaza sin delimitación espacial lo que nos permite percibir la pertenencia a una comunidad global con destino compartido. A razón de esto, en las últimas semanas se han suscitado fecundos


42 debates acerca del mundo que emergerá una vez finalizado este momento aciago. Académicos, políticos y científicos han abundado en prolíficos intercambios, y muchos de ellos han coincidido en un aspecto nodal: estamos ante un punto de inflexión en nuestra historia. El historiador israelí Yuval Noah Harari lo sintetiza de buena manera. Enfrentamos una doble encrucijada: de un lado, entre la vigilancia totalitaria y el empoderamiento ciudadano; de otro, entre el aislamiento nacionalista y la solidaridad global. Los dilemas, en sí mismos, no son nuevos, pero las circunstancias históricas que vivimos le dan una centralidad inusitada. Es, precisamente, en este punto en donde las discusiones acerca del rol de los parlamentos en foros internacionales cobran un sentido sumamente relevante. Por su naturaleza, ocupan un lugar crucial en el desarrollo de formas de gobernanza global democráticas y plurales, y en el abordaje asertivo de los desafíos transnacionales de nuestra época.

Y aquí, tal como enfatiza el autor de este libro, la diplomacia parlamentaria es una instancia irremplazable de dialogo plural y construcción de consensos. La riqueza de su aporte es inestimable, y su potencialidad todavía no fue lo suficientemente explorada. De la lectura cuidadosa y reflexiva de esta obra pueden extraerse lecciones vitales para quienes ocupamos espacios de responsabilidad institucional. En primer lugar, la diplomacia parlamentaria es una fuente de legitimidad para las decisiones tomadas a escala global. Es así porque introduce la representación de la diversidad política y partidaria de los diferentes Estados. Asimismo, acorta las distancias entre la participación ciudadana y los altos niveles de negociación internacional, permitiendo procesos más eficientes de accountability vertical. En segundo lugar, los parlamentos tienen una función crucial para asegurar el enforcement de los acuerdos alcanzados internacionalmente. Pueden hacerlo, principalmente, mediante el diseño de marcos regulatorios en el ámbito doméstico, pero también, aunque en menor medida, a través del control sobre los actos del Poder Ejecutivo. A su vez, igualmente destacable es su rol en la trabajosa tarea de armonizar las legislaciones nacionales en virtud de criterios y estándares internacionales.

LUCILA CREXELL

Es importante señalar que los desafíos globales que enfrentamos no se agotan en el tratamiento de la pandemia. La agenda global, siempre atravesada por la incertidumbre y el cambio constante, es diversa y compleja. El cambio climático, la defensa acérrima de los Derechos Humanos, la lucha contra la pobreza y la inseguridad alimentaria, el acceso al agua potable, el desarrollo económico sostenible, las migraciones y la protección de los refugiados, las situaciones de inestabilidad geopolítica y la promoción de la seguridad, nuestras formas de producción y consumo, las nuevas modalidades del trabajo, la equidad de género, son solo algunos de los tópicos que demandan la articulación sistemática de esfuerzos.


PRÓLOGOS

43 Por último, los parlamentos son ámbitos propicios para el abordaje, deliberación, diseño e implementación de políticas de largo plazo consistentes con los enormes desafíos globales mencionados anteriormente. Ocupan un sitio de privilegio para analizar de forma minuciosa los escollos estructurales y sistémicos que enfrenta la Humanidad. Además, los intercambios interparlamentarios resultan ámbitos fértiles para afinar criterios sobre los asuntos críticos que requieren un tratamiento prioritario y global, favoreciendo diálogos virtuosos entre la arena local e internacional.

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

A la luz de estas razones, avanzar hacia la institucionalización y consolidación del P20 resulta esencial. Aún queda un largo recorrido por delante, pero tras un arduo empeño el sendero ya ha sido trazado. Este libro recopila esos esfuerzos.


44 Dr. Alfonso Santiago,

Director de la Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad Austral Miembro Titular de la Academia de Derecho y Ciencias Sociales de Buenos Aires Miembro Correspondiente de la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación de España ― Abril, 2020

Es para mí una gran alegría prologar esta obra del Dr. Juan de Dios Cincunegui, graduado y profesor de Diplomacia Parlamentaria de la Universidad Austral y uno de los referentes y expertos sobre esta materia tanto a nivel nacional como regional y global. El libro que aquí estamos presentando, junto con destacadísimos actores de la diplomacia parlamentaria de nuestro país y de la región, da exhaustiva cuenta del surgimiento y de los antecedentes históricos del P20, el encuentro anual de los Parlamentos que desde 2018 acompaña a la reunión de los jefes de Estados de los países integrantes del G 20. Indudablemente la conformación del P20 es la punta del iceberg de un fenómeno aún más profundo y generalizado. El tema de la Diplomacia Parlamentaria ha surgido con una fuerza inusitada en nuestros días, poniendo de relieve el rol tan trascendente que los poderes legislativos están llamados a cumplir en un mundo cada vez más global e interdependiente. Cuando se toma conciencia de esta misión trascendente y de los decisivos aportes que los parlamentos están llamados a realizar a la convivencia internacional, surge la pregunta acerca del porqué se ha tardado tanto en advertirlos y desarrollarlos a través de la teoría y práctica de la diplomacia parlamentaria. Sin lugar a dudas, la última década ha sido muy fructífera en este sentido. Las acciones impulsadas desde la UIP, el establecimiento de las Direcciones de Diplomacia Parlamentaria en las Cámaras legislativas, la formación de los grupos interparlamentarios de amistad, la misma creación del P20 que tan bien describe esta publicación y la organización de un creciente número de actividades académicas sobre esta materia, son


PRÓLOGOS

45 claras manifestaciones de la visibilización y despliegue de este novedoso y fascinante fenómeno de la diplomacia parlamentaria.

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

Nuestra Universidad Austral, no ha querido estar ausente ante este nuevo reto y ha organizado, con la cooperación internacional de la Fundación Hanns Seidel, dos Diplomaturas y dos Jornadas Internacionales para formar expertos en esta temática. Muy destacadas figuras legislativas y funcionarios parlamentarias han participado con mucho interés y provecho de estas actividades académicas. A través de ellas y de las correspondientes publicaciones, se ha ido conformando un cuerpo doctrinal sobre los temas, principios, actores, procedimientos y buenas prácticas en lo relativo a la diplomacia parlamentaria, que estamos dispuestos a compartir con todos los interesados en esta problemática. El despliegue de una diplomacia parlamentaria lúcida, sólida y bien orientada forma parte de los desafíos que tienen planteados los Parlamentos en nuestros días, tanto en lo que hace a la mejora de su calidad institucional como de su gestión. Ello le permitirá ocupar el rol central que los poderes legislativos están llamados a ejercer en una democracia constitucional y en el contexto de un mundo cada vez más interdependiente, equilibrando posibles desmesuras en las que con frecuencia incurren los poderes ejecutivos en materia internacional, cuando no se encuentran suficientemente acompañados y compensados por la actuación de los otros órganos de gobierno. Felicitamos al Dr. Juan de Dios Cincunegui por la realización de esta obra y a los demás prologuistas por las valiosas reflexiones contenidas en sus presentaciones y alentamos a los cultores y estudiosos de la diplomacia parlamentaria a zambullirse en la lectura de esta obra que les resultará, sin dudas, de mucho provecho.



47

Introducción

Juan de Dios Cincunegui

Director General de Diplomacia Parlamentaria, Cooperación Internacional y Culto de la Presidencia de la H. Cámara de Diputados de Argentina entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019 ― Buenos Aires, 9 de abril de 2020

La idea de dejar documentada la historia de la organización del P20 – Parliaments´20, la cumbre de los líderes parlamentarios de los países miembros del G20 y la Unión Europea, nació casi en simultáneo con la propia iniciativa. Debo confesar que, de los muchos desafíos encarados durante mi gestión de diplomacia parlamentaria en la presidencia de la Cámara de Diputados de Argentina durante los años 2016 a 2019, es uno de mis favoritos, porque demuestra no sólo la importancia de no dejar pasar una oportunidad histórica de trascendencia institucional para el país, para nuestro congreso, para nuestros legisladores, por su enorme potencial para influir en la imagen que tienen de nosotros, como sociedad, en el resto del mundo, sino además y fundamentalmente, por la satisfacción de poder coadyuvar a la construcción de un nuevo ámbito para la inserción de los parlamentos de las principales economías del mundo en un sistema de gobernanza global en plena evolución. Me toca escribir estas palabras introductorias durante la cuarentena. El mundo está viviendo un momento de gran angustia e incertidumbre, con más de un millón de infectados del COVID-19 y poco menos de cien mil muertos. Extraño que se trate como algo inédito e imprevisible.


48 Según la Organización Mundial de la Salud (OMS) el SIDA, por ejemplo, que todavía no está definitivamente erradicado, llegó a infectar desde su detección a 75 millones de personas, generando la muerte de aproximadamente 32 millones. Indica la UNAIDS que para fines de 2019, 24.5 millones de personas empezaron a tratarse y para fines de 2018, 37.9 millones a nivel global convivían con la enfermedad, de las cuales 1.7 millones eran nuevos infectados. Ese mismo año, 2018, murieron de SIDA cerca 770.000 personas. 10 Más allá de las diferencias entre el COVID-19 -virus del que como sociedad global sabemos poco aún- y el SIDA, cuesta imaginar que esta nueva pandemia haya tomado por sorpresa a todo el mundo, en particular a las potencias más importantes del planeta como China y los EE.UU., y que haya impactado con mayor furia en algunas de las economías más desarrolladas del mundo como Italia y España. Mirado en perspectiva, toda crisis es una oportunidad. Lo que está claro es que el sistema de gobernanza global quedó bajo la lupa. Señalan Henry Farrell y Abraham Newman11 que “La lección del nuevo coronavirus no es que la globalización haya fallado. La lección es que la globalización es frágil, a pesar e inclusive por sus beneficios … a medida que la producción se globalizó, los países también se volvieron más interdependientes, porque ningún país podía controlar todos los bienes y componentes que su economía necesitaba. Las economías nacionales se integraron en una basta red global de proveedores”. “La pandemia de esta enfermedad causada por el nuevo coronavirus, COVID-19, está exponiendo la fragilidad de este sistema globalizado”. Las reacciones iniciales fueron dispares, pero definitivamente no fueron concertadas.12 10

Otras pandemias del siglo XX fueron la “gripe de Hong Kong”, cuyo primer caso fue reportado el 13 de julio de 1968, provocando brotes en Singapur, Vietnam, Filipinas, India, Australia, Europa y los EE.UU., registrando más de un millón de muertos; la “Asian Flu”, originada en China en 1956, que duró hasta 1958 (2 años), trasladando el virus desde la provincia de Ghizhou a Singapur, Hong Kong y los EE.UU., provocando la muerte de aproximadamente 2 millones de personas según la OMS; la “Flu Pandemic”, que entre 1918 y 1920 infectó a más de un tercio de la población mundial, acabando con la vida de entre 20 a 50 millones de personas; y la sexta pandemia del cólera, originada en India, extendiéndose a Medio Oriente, África del Norte, Europa del Este y Rusia, registrando aproximadamente 800.000 muertos. 11 “Will the Coronavirus End Globalization as We Know It?” Foreign Affairs, March 16, 2020. 12 Según los autores citados, “Incluso antes de que comenzara el brote de COVID-19, los fabricantes chinos fabricaban la mitad de las máscaras médicas del mundo. Estos fabricantes aumentaron la producción como resultado de la crisis, pero el gobierno chino efectivamente compró todo el suministro de máscaras del país, al mismo tiempo que importó grandes cantidades de máscaras y respiradores del extranjero. China ciertamente los necesitaba, pero el resultado de su ola de compras fue una escasez de oferta que obstaculizó la respuesta de otros países a la enfermedad”. “Rusia y Turquía prohibieron la exportación de máscaras y respiradores médicos también. Alemania hizo lo mismo, a pesar de que es miembro de la Unión Europea, que se supone que tiene un ´mercado único´ con libre comercio sin restricciones entre sus estados miembros. El gobierno francés dio el paso más simple de apoderarse de todas las máscaras disponibles. Los funcionarios de la UE se quejaron de que tales acciones socavaban la solidaridad e impedían que la UE adoptara un enfoque común para combatir el nuevo virus, pero simplemente fueron ignorados”. “El problema es grave para los Estados Unidos, que ha tardado en adoptar una respuesta coherente a la pandemia y le faltan muchos de los suministros que necesitará. Estados Unidos tiene una reserva nacional de máscaras, pero no se ha reabastecido desde 2009 y contiene solo una fracción del número que podría ser necesario”.


49 La OMS fue informada por primera vez del COVID-19 por contagios en Wuhan, China, el 31 de diciembre de 2019. Declarada como pandemia y empezando a causar estragos globalmente su director general, Tedros Adhanom, solicitó una reunión con los líderes del G20 que se llevó a cabo virtualmente el 26 de marzo de 2020. El propio secretario general de la Organización de las Naciones Unidas (ONU), António Guterres, pidió un “plan de guerra” contra el coronavirus. Como resultado, los líderes emitieron una declaración en la que señalaron: “La pandemia COVID-19 es un poderoso recordatorio de nuestra interconexión y vulnerabilidades. El virus no respeta fronteras. Combatir esta pandemia requiere con espíritu de solidaridad una respuesta global transparente, sólida, coordinada, a gran escala y basada en la ciencia. Estamos firmemente comprometidos a presentar un frente unido contra esta amenaza común”. La situación, dramática, no modifica el sentido de este libro ni sus reflexiones. Por un lado, porque cumple con el registro de un hecho relevante para la historia de las relaciones internacionales de los parlamentos, como lo es el relanzamiento de las reuniones parlamentarias del G20; pero además porque el reclamo de protagonismo de los parlamentos continúa más vigente que nunca, tornándose imperativo. Es necesario repensar el orden global y sus instituciones. Pero aun siendo exitosos, si se lograra una nueva ingeniería del sistema de gobernanza global que reflejara un mundo multipolar, ello no sólo no suprime, sino tal vez, muy seguramente, profundice las identidades nacionales y sus presupuestos subyacentes, construidos o influenciados por la historia, la cultura, la raza, la religión, los valores, las ideologías, y, en términos generales, el nivel de desarrollo de nuestros pueblos. Los parlamentos siguen siendo un actor central, y si había alguna duda la pandemia llegó para recordarnos su importancia, no sólo en términos de representación, sino además de sus funciones de legislación –nada menos que la producción o revisión de las reglas a las que se someten nuestras sociedades-; control y supervisión; y desde el punto de vista del debate y aprobación de los presupuestos nacionales y su impacto en la planificación de la gestión del Estado y en la economía en general, sobre todo en tiempos de emergencia y crisis. Se supone que en los parlamentos estamos representados todos, de ahí su especial valoración como instrumento para cultivar el diálogo y generar consensos, para adoptar leyes que favorezcan el bien común, el bien de todos.


50 Pero los principios y valores democráticos se han venido flexibilizando progresivamente al ritmo de la globalización, al trasladarse cada vez más decisiones del orden nacional al internacional, cuyos actores excluyentes venían siendo los gobiernos. No son los parlamentos, justamente, los que advierten y militan contra la profundización de la brecha democrática en las relaciones internacionales sino las organizaciones de la sociedad civil, cada vez más presentes e influyentes. El libro intenta demostrar la necesidad de alinear los planetas; que a sociedades civiles fuertes, correspondan parlamentos fuertes. Se trata, en realidad, de socios naturales, pero que en muchos casos funcionan, en la práctica, como si representaran intereses contradictorios. El G20 es un excelente campo de juego, por su progresiva importancia institucional en la arena global, y por el lugar que los líderes vienen asignando a empresas, trabajadores, ongs, científicos, pensadores, mujeres, jóvenes e inclusive a las grandes ciudades. La cuestión de fondo de todos modos no es únicamente, como lo plantean estas reflexiones, que se reconozca a los parlamentos un lugar en el sistema de gobernanza global. Eso es, apenas, el comienzo. El desafío mayor es un giro copernicano en la gestión parlamentaria. Es la construcción de parlamentos genuinos; transparentes; eficientes y eficaces; en definitiva, prácticos, útiles, cercanos a la gente, con capacidad para interactuar con otros parlamentos del mundo y a nivel global a fin de atender los desafíos nacionales, regionales e internacionales. El problema de fondo es, en parte, la crisis de representación política, que afecta severamente a los parlamentarios y a los gobernantes; pero, además, también la que viven otros actores sociales y sus líderes, en el mundo de las religiones, la cultura, las artes, el entretenimiento, el deporte, el periodismo, los negocios, los sindicatos, los movimientos sociales, e inclusive en el vasto ámbito de la sociedad civil, en el contexto de un esquema más amplio que nos abarca a todos. El desafío está en la evolución de la sociedad del futuro, que se aleja a pasos agigantados del modelo que dio nacimiento al mundo tal como lo conocemos, y que arrastra consigo a sus instituciones, incluyendo a los parlamentos.


51

El P20 es mucho más que la combinación de una letra y una cifra. Es la síntesis de un enorme desafío de cooperación internacional; es la fórmula que define al multilateralismo en la órbita parlamentaria; es la marca de un espacio institucional con más futuro que pasado.



La impronta de los G: del G7 al G20

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

53

Señalan Margaret Karns y Karen Mingst (2015) que en los siglos XX y XXI las organizaciones internacionales se han convertido en escenarios importantes para la diplomacia y la toma de decisiones; y que actualmente el mundo incluye organizaciones menos formales como el grupo de los siete y el grupo de los veinte. 13 Por su parte Nancy Alexander, Heike Löschmann y Waleria Schuele (2016) destacan que “El G7 es un grupo más homogéneo e íntimo, que se ha estado reuniendo durante décadas. Es un subconjunto, un club en el club del G20, más nuevo y más diverso, que representa el emergente orden mundial multipolar”. 14 “El G7 se compone de países miembros industrializados y democráticos: Estados Unidos, Reino Unido, Francia, Italia, Japón y Alemania. El Grupo … se reunió por primera vez como el G6 en 1975 para abordar la crisis y la recesión petrolera … Canadá y Rusia se unieron en 1976 y 1998, respectivamente. Tras la anexión rusa de Crimea en 2014, las naciones del G7 suspendieron la membresía de Rusia”. Si se analiza la importancia y el peso relativo de los países del G20 se advierte que el criterio adoptado por el G7 para su conformación se encuentra asociado a la división del mundo en regiones geográficas, el tamaño de la economía de sus miembros, y otros factores relativos.

13

“International Organizations and Diplomacy”, Chapter 7: The Oxford Handbook of Modern Diplomacy, 2015. “The G7 and G20 in the gobal governance landscape”, Heinrich Böll Stiftung. The Green Political Foundation. 30 de noviembre de 2016.

14


54

“El G20 está compuesto por los países del G7, doce países de creciente importancia económica y política mundial, más la Unión Europea (UE). En 1999, se lanzó a nivel de Ministros de Hacienda y Gobernadores del Banco Central y, luego, en 2008, a nivel de Jefes de Estado”.

G20 y PBI Siguiendo a MGM Research15, con datos provenientes de fuentes oficiales del FMI y del Banco Mundial, Argentina ocupó en 2019 el puesto 29 del ranking de países del mundo en términos de su PBI, detrás de países como España, Países Bajos, Suiza, Taiwán16, Polonia, Tailandia, Suecia, Bélgica, Irán, Austria y Nigeria17. Lo mismo sucede con Sudáfrica, que para ese mismo año ocupó el puesto 37, siendo Argentina y Sudáfrica los únicos dos países del G20 que no integraron

15

www.mgmresearch.com 16 Incorporado por MGM Reseach más allá de no tratarse de un miembro de las Naciones Unidas, al no ser reconocido como estado soberano. 17  España, sin embargo, es un invitado permanente del G20; y hasta el 2019 Países Bajos, Suiza, Polo-

Naciones del G20 en el mapa mundial. En azul las economías avanzadas y en naranja las emergentes y en desarrollo.


55 el top 19 18 de ese año. Sin embargo, en términos regionales, Argentina está en línea con las economías más grandes de la región de América Latina y el Caribe, después de Brasil y México19, a diferencia de Sudáfrica respecto al continente africano, ya que integra el G20 pese a que su PBI es menor al de Nigeria, que no lo integra. 20 Del resto de los países G20 extra G7, China, India, Australia e Indonesia fueron en 2019 los países de mayor PBI de la región Asia Pacífico, y número uno de sus respectivas regiones (Asia del Este, Asia del Sur, Oceanía, y Sudeste Asiático respectivamente).

PBI de las Naciones del G20 ― Previsiones 2019

Rusia fue el 5º país de mayor PBI de Europa en 2019, detrás de los G7 Alemania, Reino Unido, Francia e Italia, y el 1º de la región de Europa del Este. Por su parte Arabia Saudita y Turquía también fueron los países de mayor PBI de la región de Medio Oriente y Asia Central en 2019, y número uno de sus respectivas regiones (Medio Oriente, y Asia Central y el Cáucaso respectivamente).

nia, Tailandia y Nigeria fueron invitados a participar por distintas presidencias. 18  Excluyendo a la Unión Europa, que es el miembro número veinte. Se trata de EE.UU. con 21.439 billones de dólares de PBI; China, con 14.140; Japón con 5.154; Alemania con 3.863; India, con 2.936; Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, con 2.744; Francia, con 2.707; Italia, con 1.989; Brasil, con 1.847; Canadá, con 1.731; Rusia, con 1.638; Corea, con 1.630; España, con 1.398; Australia, con 1.376; México, con 1.274; Indonesia, con 1.112; Países Bajos, con 902; Turquía, con 744; y Suiza, con 715. 19 Brasil está en el 9º puesto en el ranking mundial y 1º de América Latina y el Caribe; México, 15º en el ranking mundial y 2º en la región; y Argentina, 29º del mundo y 3º en la región, registrando un PBI de 445 billones de dólares. Detrás, ya fuera del G20, aparecen Colombia, Chile, Perú y Ecuador. El resto de los países de la región registró en 2019 entre 100 billones de dólares de PBI (Puerto Rico) y 0.6 (Dominica). 20  Nigeria, 28º en el ranking mundial, con 447 billones de dólares de PBI, fue en 2019 el país de mayor tamaño de África, no integrando el G20. Sudáfrica, único miembro del G20 por la región, aparece ese año 37º a nivel mundial, y 2º a nivel regional, con 359 millones de dólares de PBI. Le siguen en tamaño Egipto, Argelia y Marruecos. El resto de los países de África registraron menos de 100 billones de dólares de PBI en 2019, desde Kenia con 99 billones de dólares, hasta la República Democrática de Santo Tomé y Príncipe, con 0.4 billones de dólares. Debe recordarse que Sudáfrica integra el poderoso grupo de los BRICS.


56 Señala MGM Research que el FMI pronosticó que el PBI total de las naciones del G20 alcanzará en 2019 al 78% del PBI global. “A EE.UU. le siguen China y Japón, con una participación en el PBI de aproximadamente el 21% y el 8% respectivamente”. En términos de crecimiento del PBI, durante el 2019 Argentina fue la única economía del G20 con resultado negativo.21

Otros relevamientos del G20 asociados al PBI, realizados por la misma institución consultada, se refieren al PBI per cápita y al PPA (Paridad de Poder Adquisitivo).

Crecimiento Real del PBI de las Naciones del G20. ― Previsiones 2019

PBI per cápita y PPP en el G20 Este cuadro, elaborado por MGM Research, entrecruza los datos de PBI de los países G20 que acabamos de analizar, con los del PBI per cápita, que analizaremos a continuación. Como se observará, las economías avanzadas se encuentran en el segmento superior y las emergentes en el inferior. Según lo pronosticaba el FMI para 2019, el PBI per cápita promedio para las naciones del G20 estaba ponderado en US$26.767 anuales, superado por todas las economías avanzadas, con un promedio de US$46.118, lideradas por los EE.UU., con US$65.062. De las economías emergentes, con un PBI menor que el promedio, la de menor rango es India, con un PBI per cápita de US$2.188, resultando el promedio del grupo de US$9.351. 21  Para información actualizada consultar: https://www.imf.org/external/datamapper/NGDP_RPCH@WEO/OEMDC/ ADVEC/WEOWORLD


57

Como destacan los autores, “… las economías avanzadas del G20 tienen un PBI promedio per cápita cinco veces mayor que las economías emergentes del G20”.

Australia y Corea son los únicos países G20 avanzados extra G7 (no consideramos a la UE por tratarse de una región). Los diez restantes, son todos países emergentes. De estos últimos, el de mayor ingreso per cápita es Arabia Saudita, con US$23.491 anuales. Los tres países de América Latina y el Caribe registran un ingreso per cápita homogéneo, de más de US$9.000 y menos de US$10.000. El caso argentino es curioso, toda vez que, a fin del siglo XIX, registraba uno de los PBI per cápita más grandes del mundo.


58 Escribe Marcelo Duclós (2018), del capítulo argentino de la Friedrich Naumann Stiftung de Alemania, que “Es ampliamente conocido que, hacia fines del siglo XIX, Argentina había logrado posicionarse como uno de los países más ricos del mundo. Los inmigrantes a menudo reflexionaron, en esos años, sobre la opción de emigrar a Nueva York o Buenos Aires … Entre 1880 y 1940, la mayoría de los inmigrantes … decidió que Argentina sería el mejor lugar para vivir, con oportunidades de trabajo, paz, libertad religiosa y un futuro para sus familias … Alrededor de este período de cambio de siglo, la opulencia argentina fue notable, con Argentina generalmente considerada entre los cinco países más ricos del mundo. Sin embargo, un estudio de Maddison Historical Statistics reveló que entre 1895 y 1896 Argentina no era uno de los países más ricos del mundo, sino el número uno, con el PBI per cápita más alto del mundo. Justo detrás de Argentina estaban los Estados Unidos, Bélgica, Australia, el Reino Unido y Nueva Zelanda”.22

Comparemos ahora el PBI de los países G20 sobre la base de la Paridad del Poder Adquisitivo (PPA), pronosticado por el FMI en un 74% del global para 2019. Este indicador permite comparar el nivel de vida entre distintos países teniendo en cuenta el PBI per cápita en términos del coste de vida. 23

PBI Paridad Poder Adquisitivo de Naciones G20 ― Previsiones 2019.

Australia, 2º en PBI per cápita, índice que divide el PBI del país por el número de su población para determinar el ingreso por persona, aparece 17º en el índice de PPA; al igual que Canadá, que pasa del 4º al 16º puesto al considerarse el poder de compra de sus ciudadanos. Argentina y Sudáfrica también empeoran, pasando del 15º y 17º puesto al 18 y 19º respectivamente, es decir, al final de la lista. Otros países que pierden posiciones con este índice son Francia, que pasa del 5º al 10º puesto; Reino Unido, del 6º al 9º; Italia, del 8º al 12º; Corea, del 9º al 14º; y Arabia Saudita, del 10º al 15º. 22

Del artículo “In 1895 Argentina Had the World’s Highest GDP Per Capita: What Went Wrong?”, publicado en el sitio PANAM POST. Otro índice que mide el poder adquisitivo entre países es el Big Mac, que permite comparar el costo de una hamburguesa en dólares americanos. En 2019 fue de US$5,58 en los EE.UU. y, por ejemplo, de US$4,55 en Brasil, US$2,54 en México, y US$2 en Argentina, por sólo citar a los países G20 de América Latina y el Caribe. Ver: https://www.economist.com/news/2020/01/15/ the-big-mac-index 23


59

PPP y PPP Per Cápita Naciones G20 ― Previsiones 2019

Los que mejoran son India, el país de menor PBI per cápita del G20 en 2019, que pasa al 3º puesto en PPA; China, que pasa del 12º al 1º; Indonesia, del 18º al 7º; Japón, del 7º al 4º; Rusia, del 11º al 6º; México, del 13º al 11º; Brasil, del 14º al 8º; y Turquía, del 16º al 13º. Registran pequeñas variaciones en sus puestos en ambos índices los EE.UU., 1º en PBI per cápita y 2º en PPA; y Alemania, 3º y 5º. Este cruce entre el PBI per cápita y el PPA, elaborado por MGM Research, permite ver claramente de derecha a izquierda, cómo naciones extra G7 pasan a liderar el índice de países con ciudadanos con mejor poder de compra del G20 pese a tratarse de países con ingresos muy inferiores a los de las economías avanzadas. Pero el PBI de las economías del G20, si bien crucial, junto al PBI per cápita y al PPA, no son los únicos indicadores para medir el peso del grupo en el mundo y comparar el desempeño entre sus integrantes. También lo son el comercio, las inversiones, el territorio, la población, entre muchísimos otros indicadores.

G20 y Comercio Internacional El comercio internacional, especialmente el tamaño y la evolución de las importaciones y exportaciones, es un indicador importante del desempeño económico de un país (Eurostat:2019). En conjunto, el G20 representa a aproximadamente el 80% del comercio mundial. En 2018 la Unión Europea los Estados Unidos y China –tres G20- registraron, por lejos, los valores comerciales más altos del mundo.


60 China con 16% –sin contabilizar Hong Kong-, la UE con 15%, y los EE.UU. con 11%, representaron a alrededor del 42% de las exportaciones de bienes, seguidos de Japón (5%), Corea del Sur (4%), y el Reino Unido (3%). En cuando a las importaciones de bienes, el país con mayor volumen fue EE.UU. (16%), seguido por la UE (14%) y China (13%) –sin contabilizar Hong Kong-, representando en conjunto al 43% global. Los siguieron Japón (5%), el Reino Unido (4%) y Corea del Sur (3%). Ahora bien, tomados los países miembros de la UE individualmente, Alemania pasa al tercer lugar como exportador e importador de mercancías a nivel global. 1.

2.

En idéntico sentido, pero en el mercado global de comercio de servicios, Alemania también ocupa el tercer lugar de las exportaciones e importaciones, resultando primera potencia los EE.UU. en ambos casos, seguida por Reino Unido para las exportaciones y China para las importaciones.24

1. Participación en el mercado mundial de exportaciones de bienes, 2018 2. Participación en el

mercado mundial de importaciones de bienes, 2018

2016 2017 Los 10 principales exportadores en el comercio mundial de mercancías, (Miles de millones de dólares EE.UU) 24

“Examen Estadístico del Comercio Mundial 2018” de la OMC.

Fuente: Estimaciones de la OMC y la UNCTAD.


61

2016 2017 Los 10 principales importadores en el comercio mundial de mercancías, (Miles de millones de dólares EE.UU) Fuente: Estimaciones de la OMC y la UNCTAD.

2016 2017 Los 10 principales exportadores en el comercio mundial de servicios comerciales, (Miles de millones de dólares EE.UU)

2016 2017 Los 10 principales importadores en el comercio mundial de servicios comerciales, (Miles de millones de dólares EE.UU) Fuente: Estimaciones de la OMC, la UNCTAD y el ITC.


62 G20 y Territorio Continuando con MGM Research, la suma de los territorios del G20 es de 76 millones de kilómetros cuadrados, equivalentes al 59% de la superficie terrestre total mundial, de aproximadamente 127 millones de quilómetros cuadrados. De los extra G7 están Rusia, el país más grande del mundo, que representa aproximadamente al 22% del planeta; seguido por China, Brasil, Australia, India y Argentina, que van del 4º al 8º lugar en la lista. El resto son Arabia Saudita, México e Indonesia, del 13º al 15º; Sudáfrica, 25º; Turquía, 38º; y por último Corea del Sur, el país más pequeño del G20 en términos territoriales. Del G7 el orden es el siguiente: EE.UU., Canadá, Francia, Japón, Alemania, Italia y Reino Unido, este último el segundo país más pequeño del G20.

G20 y Población Como lo indica la consultora cuyos datos venimos reflejando en este capítulo introductorio, el FMI pronosticaba que “la población total de las naciones del G20 alcanzará 4.600 millones en 2019. Esto representa el 61% de la población total mundial de 7.500 millones en 2019. China lidera las naciones del G20 con una participación de la población de aproximadamente el 31% seguida de India con una participación de aproximadamente el 29%. Entonces, China e India tienen una participación en el total de la población del 60%. Ocho de los países del G20 tienen una población de más de cien millones”. En términos regionales, de América Latina y el Caribe, los países más populosos son Brasil y México, participando Colombia del 3º lugar y Argentina del 4º. En África el 1º lugar lo ocupa Nigeria, seguida por Etiopía, Egipto, y la República Democrática del Congo. Sudáfrica aparece en el 5º lugar.

Superficie de las Naciones del G20.


63

Población de las Naciones del G20. Previsiones 2019

En Asia los países del G20 de mayor población en cada una de sus regiones son China en Asia del Este, y Corea del Sur en 3º lugar, de los extra G7; India en el Sur; Indonesia en el Sudeste; y Turquía en Asia Central. Arabia Saudita es el país de más población de Medio Oriente. Rusia, por su parte, es el país más populoso de Europa del Este. Y en Oceanía, Australia es el número uno.

Países … ¿VIP? : ¿Es realmente representativo el G20 de la población mundial? 25

No, no lo es, como lo demostraremos más adelante. Si hay algo maravilloso de nuestro mundo, de nuestra “humanidad”, es su diversidad cultural, patrimonio común de la humanidad.26 Para comprender el nivel de representatividad de la población mundial en el G20 tomé la composición de regiones geográficas utilizadas por la División de Estadísticas de la Organización de las Naciones Unidas en sus publicaciones y bases de datos, en la que cada país o área se muestra solo en una región.27 El cuadro refleja la división de la población por continente y la distribución de países y otras jurisdicciones en subcontinentes.

25 Siglas que significan “persona muy importante”; una persona que es tratada mejor que la gente común porque es famosa o influyente (Cambridge Dictionary). 26  Señala el artículo 1º de la Declaración Universal de la UNESCO sobre Diversidad Cultural del 2 de noviembre de 2001, que “La cultura adquiere formas diversas a través del tiempo y del espacio. Esta diversidad se manifiesta en la originalidad y la pluralidad de las identidades que caracterizan a los grupos y las sociedades que componen la humanidad. Fuente de intercambios, de innovación y de creatividad, la diversidad cultural es tan necesaria para el género humano como la diversidad biológica para los organismos vivos. En este sentido, constituye el patrimonio común de la humanidad y debe ser reconocida y consolidada en beneficio de las generaciones presentes y futuras”. 27  https://unstats.un.org/unsd/methodology/m49/#ESP_COUNTRIES


64 Los resultados señalan que el G7 concentra más del 67% de su representación en la población europea, un 50% corresponde a Europa Occidental (Alemania y Francia), un 25% a Europa del Sur (Italia) y otro 25% a la región de Europa del Norte y las Channel Islands (Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte). Poco más del 28,5% de la representación corresponde a América del Norte (Canadá y los EE.UU.); y poco más del 14% a Asia del Este (Japón). Decididamente el G7 no sólo siempre estuvo lejos de ser universal, ya que carecen de representación las poblaciones de América Latina y el Caribe; Europa del Este, África y Medio Oriente; y gran parte de Asia y Oceanía sino, además, porque excluye a China e India, los dos países más superpoblados del planeta; y a otros dos de los países top 7 en población del planeta, Brasil y Rusia, cuatro de los cinco países BRICS. El G20 viene a mitigar de alguna forma esa falta de universalidad del G7. Sin embargo, se observa que se refuerza la representación de la población europea occidental con la incorporación de la UE, la única unión política y económica de estados representada institucionalmente como tal en el G20. La presencia de Rusia, por otro lado, habilita la representación de la población europea oriental. América del Norte sigue estando 100% representada con la presencia de los G7 Canadá y los EE.UU., pero su peso en el G20 pasa a ser del 10%. América Latina y el Caribe se suma a través de Brasil, México y Argentina, con una representación del 15%. Asia del Este pasa a estar representada por sus tres principales potencias: China, Corea y Japón, participando del 15% del G20. El resto de Asia queda representado por India (Asia del Sur), Indonesia (Sudeste Asiático), y Arabia Saudita y Turquía (Asia Occidental). Oceanía queda representada por Australia; y África por Sudáfrica, con apenas un 5% del total del G20, el continente más sub-representado. Contrastemos ahora el nivel de participación de los países del G20 con la población mundial. Las regiones sobre-representadas en el G20 son, en primer término, Europa, que suma al desequilibrio general una distribución inequitativa interior que beneficia al hemisferio occidental y penaliza al oriental28 y, en según término, América que a diferencia de los europeos, cuenta con una distribución interior equitativa. 29

28  Se estima para Europa del este en 2020 una población de 293.013.000 personas, y para Europa occidental, de 454.622.000 personas: 106.261.000 en el norte, 152.215.000 en el sur, y 196.146.000 en el oeste. Europa occidental no sólo sumó entre sus representantes a la Unión Europea, que mejora su representación en el número de países, aunque se trate de un modo de representación indirecto sino, además, lo hizo manteniendo el número de países miembros del G7 (Alemania, Francia e Italia). Bajo la lupa del volumen de la población, corresponderían a Europa Occidental dos, y no tres miembros; y a Europa del Este dos, no un solo miembro, siempre mirado desde el punto de vista de la distribución interna. 29  La población estimada por Naciones Unidas para América Latina y el Caribe en 2020 es de 653.962.000 personas, el 63,93% del total del continente, mientras la de América del Norte de 368.870.000 personas, el 36,07%.


65

Mapa de la Oficina Europea de Estadística (Eurostat), la oficina de estadística de la Comisión Europea.

El tercer continente sobre-presentado es Oceanía, ya que su población representa apenas el 0,54 de la población mundial. Esta evaluación podría reformularse en caso de considerarse a Asia y a Oceanía en forma conjunta, o simplemente estableciendo la presencia obligatoria en el G20 de por lo menos un país por continente o región. Sin embargo, no es el caso de África, que es uno de los dos continentes sub-representados. Con apenas un país miembro, Sudáfrica, el continente africano debería contar con entre tres y cuatro representantes de tomarse en consideración el volumen de su población. El continente más sub-representado es Asia, con el 60% de la población mundial, por lo que de aplicarse este mismo criterio debería contar con la mitad de los representantes del G20. El análisis formulado se limita a exponer objetivamente la información obtenida, entendiendo el contexto y las motivaciones que dieron origen primero al G7 y con posterioridad al G20, así como la naturaleza de este ámbito de gobernanza global, cuya esencia era, originariamente, tratar exclusivamente asuntos de carácter económico y financiero, lo que justifica que se haya adoptado como principal indicador el tamaño de las economías de los países miembros. A ello se suma, ineludiblemente, la traza de relaciones estratégicas entre los países miembros del G7 entre sí, conformando un grupo de naciones con valores y una visión global compartidos; así como relaciones de distinta naturaleza con los miembros del G20 extra G7, que incluyen por un lado alianzas, afinidades, pero también competencia en ámbitos decisivos como la seguridad, el ciberespacio, el comercio internacional, las inversiones y las finanzas, la innovación científica y tecnológica, el acceso a las materias primas, la energía, los derechos humanos, la cultura, entre otros, así como visiones enfrentadas de política exterior vinculadas al orden internacional, con poco margen para la indiferencia.


66

Diversidad de perspectivas y alineamientos en el G20 Seán Cleary (2017), de la Future World Foundation, analiza en un trabajo reciente 30 las tensiones entre la responsabilidad democrática de las Naciones y los desafíos transnacionales, así como y de qué modo ello socava la confianza y la acción colectiva. Sostiene que la asimetría entre una economía global integrada, una comunidad global fragmentada, y una política global defectuosa, producen turbulencias sociales. Plantea que ante la irrupción tecnológica necesitamos un nuevo orden para abordar la desigualdad, transformar la educación, y construir capital social. Considera que los intercambios diplomáticos, tal como están formulados actualmente, no son suficientes, aunque pondera al Acuerdo de París y a la Agenda 2030, habilitados por deliberaciones “de abajo hacia arriba”. En su opinión, “Para abordar los riesgos globales sistémicos y proteger los bienes mundiales comunes, debemos gestionar los desafíos transnacionales de manera efectiva. 30

“Re-conceptualising transnational governance: making global institutions fit for purpose”. Economics: The Open-Access, Open-Assesment E-Journal, 11 (2017-21): 1-13.


67 La tensión entre las presiones sobre los líderes nacionales por parte de sus ciudadanos y las compensaciones necesarias para equilibrar los costos y beneficios en las transacciones internacionales e inter-temporales, dificulta la acción colectiva y ha socavado la confianza en los gobiernos y otras instituciones. Los acontecimientos recientes, desde recesión mundial hasta enfrentamientos geopolíticos, la migración forzada y la inestabilidad interna, hasta el riesgo de puntos de inflexión en la transgresión de las fronteras planetarias, muestran la insuficiencia de los instrumentos actuales”. Para enfrentar estos desafíos, Cleary identifica cinco elementos para el diseño de una nueva Agenda Global: los tres primeros se consideran esenciales para la supervivencia; y los dos últimos para lograr un resultado exitoso. Los desafíos son: 1. brindar un crecimiento económico ambiental y socialmente sostenible: 2. reducir la pobreza y mejorar la equidad; y 3. abordar las fuentes de vulnerabilidad global y nacional y promover la seguridad. Para lograrlo, se requeriría: 4. compartir las normas y valores que permiten la convivencia global, trabajando para respetar las diferencias culturales; y 5. mejorar la calidad de la gobernanza global y de las instituciones globales. “Por lo tanto”, señala Cleary, “debemos comprender las visiones del mundo de los principales actores estatales, sus intereses específicos, y los valores que emplean para determinarlos”. La Future World Foundation encargó durante cinco años una serie de investigaciones sobre la Global Agenda, empleando equipos de los principales think tanks africanos, asiáticos, europeos, latinoamericanos y estadounidenses. 31 Como resultado, se concluye: “El respeto por aquellos valores que son fundamentales para la naturaleza humana y el cumplimiento de las normas que disfrutan de una amplia aceptación en todos los estados y civilizaciones, nos permiten vivir en armonía en el planeta; mientras que la apreciación de la diversidad cultural enriquece nuestra comprensión de lo que significa ser humano y nos permite recurrir a fuentes más profundas de conocimiento. Muchos valores subyacentes –seguridad, dignidad, oportunidad, justicia, equidad, reciprocidad y sostenibilidad- parecen estar bien representados en todos los cánones culturales”. “Pero enfatizar lo que es común, puede ocultar lo que es diferente y conducir a ilusiones de identidad que tergiversan la realidad. La armonía internacional y transcultural requiere un acuerdo colectivo sobre lo que es esencial y ventajoso para todos, respetando las particularidades de la experiencia, la perspectiva, y las creencias que surgen de nuestra compleja ecología. Debemos reconocer tanto una humanidad común como sus diferentes formas en diversos contextos geográficos, culturales e históricos”.

31  Se otorgó un mandato abierto e idéntico a cada grupo nacional: “Desarrollar propuestas centrales y viables y hacer explícitos los valores y normas que sustentan sus recomendaciones, para permitirnos identificar las perspectivas, valores y normas que se tienen en común en todos los grupos culturales, así como sus divergencias”.


68 Para el autor, “Las acciones de los estados, basadas en las percepciones de sus gobiernos sobre el interés nacional y la capacidad militar, económica, política y cultural que constituyen el poder de cada estado, influyen en su comportamiento y determinan los resultados en las relaciones inter-estatales”. Hedley Bull (1977, p. 13)32, citado por Cleary, observa que “una sociedad global” debe comprender que “un grupo de estados, conscientes de … intereses y valores comunes” debe concebirse “sujeto a un conjunto común de reglas que regulen las relaciones entre sí”; a lo que agrega: “Esto no requiere un interés nacional o valores sociales idénticos. Requiere que los estados reconozcan una cierta cantidad de intereses y valores comunes que justifiquen subordinar en ocasiones la discrecionalidad nacional a fines superiores. No requiere que las naciones abandonen sus culturas, o que los estados abroguen su interés nacional. Requiere que los estados reconozcan que la búsqueda exclusiva de sus intereses nacionales, sin referencia a los intereses de los otros, puede ser perjudicial para el bienestar humano”. Destaca el autor que “Los esfuerzos por crear órdenes político-económicos integrales generalmente tienen lugar con posterioridad a grandes guerras” 33, tomando como referencia a los acuerdos de Bretton Woods y San Francisco después de la Segunda Guerra Mundial, que dieron nacimiento al núcleo de nuestra arquitectura global actual. Sin embargo, señala, el mundo cambió profundamente desde 1945, primero por la expansión del sistema inter-estatal a raíz del proceso de descolonización, y segundo por la aceleración de la globalización a partir de la década de los años ’90. “Hoy, la supuesta sociedad global se caracteriza por una asimetría profunda y multivariada entre la escala y profundidad de una economía global altamente integrada, la ausencia de un sentido conmensurable de comunidad global, y el estado defectuoso de la política global. Esta asimetría causa una gobernanza económica débil, volatilidad económica y social, choques normativos, y turbulencias sociales y geopolíticas”. El relevamiento de las posiciones de los EE.UU., Rusia, China e India sobre el estado de la gobernanza global realizado en 2016, así como la situación en América Latina, aclaran la diversidad de perspectivas entre los miembros del G20.34 32

“The Anarchical Society: A Study of Order in World Politics”. Columbia University Press. Recuerda, en tal sentido: a) el acuerdo de Augsberg en 1555, entre Carlos V, Emperador del Sacro Imperio Romano y la Liga Schmalkaldic, que puso fin a la lucha religiosa entre los católicos y los luteranos, e hizo que la división legal de la cristiandad sea permanente en el Sacro Imperio Romano, permitiendo a los gobernantes elegir el luteranismo o el catolicismo romano como la confesión oficial de cada uno de sus estados; b) la Paz de Westfalia en 1648, que comprende a los tratados firmados en Osnabrück y en Münster, los que pusieron fin a las guerras religiosas europeas: la Guerra de los Treinta Años (1618-1648) en el Sacro Imperio Romano, y la Guerra de los Ochenta Años (1568-1648) entre España y la República Holandesa, extendiendo los principios de autodeterminación religiosa (cuius regio, eius religio) establecidos para luteranos y católicos en Augsberg, a calvinistas y anabautistas (“todos cristianos”), y fundando el principio perdurable de la autodeterminación nacional; c) el Congreso de Viena en 1814-15, cuyo objetivo fue “proporcionar un plan de paz a largo plazo para Europa resolviendo problemas críticos derivados de las Guerras Revolucionarias Francesas y las Guerras Napoleónicas. El objetivo era no sólo restaurar los viejos límites, sino además redimensionar el tamaño de los principales poderes para que puedan equilibrarse entre sí y permanecer en paz”; d) la Conferencia de Paz de París, que condujo al Tratado de Versalles del 28 de junio de 1919 al finalizar la Primera Guerra Mundial, para establecer los términos de paz para las potencias centrales derrotadas después de los armisticios de 1918, que condujeron a la creación de la Liga de las Naciones; los cinco tratados de paz con los estados derrotados, incluido el Tratado de Versalles con Alemania; la adjudicación de posesiones alemanas y otomanas en el extranjero como “mandatos”, principalmente a Gran Bretaña y Francia; reparaciones impuestas a Alemania y el dibujo de nuevas fronteras nacionales (a veces a través de plebiscitos) para reflejar las fronteras étnicas en Europa; e) las negociaciones en Bretton Woods (la Conferencia Monetaria y Financiera de las Naciones Unidas para regular el orden monetario y financiero internacional al terminar la Segunda Guerra Mundial); y f ) la Conferencia de San Francisco, en la que participaron representantes de más del 80% de la población mundial, decididos a establecer una organización (la ONU) que preservaría la paz y ayudaría a construir un mundo mejor. 34 https://www.g20-insights.org/policy_briefs/reconceptualising-transnational-governance-making-global-institutions-fit-purpose/ 33


69 •

• •

35

“Estados Unidos se ve a sí mismo como dominante en términos de seguridad, pero aislado en las organizaciones internacionales, habitando un panorama institucional global que ya no lo favorece, lo que lleva a la oposición interna a la delegación de autoridad a instituciones supranacionales” (Voeten y Krogh 2016).35 “Al gobierno ruso no le gusta el orden mundial actual 36, pero no ha ofrecido una estructura alternativa o un plan de reformas, aunque algunas instituciones políticas abogan por un modelo bipolar, fundado en los EE.UU. y China, con Rusia en asociación con China para contrarrestar a Occidente, promover la estabilidad y una mejor comprensión entre los campos de un mundo interdependiente, con una mejor gobernanza global” (Kulik and Yurgens 2016). 37 “China ve la necesidad de un mundo abierto, inclusivo y multipolar, definido por políticas innovadoras que reflejen la interconexión y la complementariedad de los estados en diferentes etapas de desarrollo” 38 (Wen 2016). 39 “India está limitada por sus imperativos de desarrollo interno y sus continuas prioridades de construcción de su Nación y Estado, pero aspira a continuar con su rápido crecimiento, a su consolidación nacional, y a su desarrollo social. Como hija política de la Ilustración Europea, India respeta un orden mundial basado en el estado de derecho y los derechos humanos, pero busca una mayor representación en las instituciones globales y en su capacidad de influenciar en sus decisiones. Si bien se enfoca en asegurar sus intereses nacionales, avanzará prudentemente a través del equilibrio entre sus necesidades y objetivos” (Mehta y Raghan 2016).40 América Latina todavía tiene sociedades divididas cuyas características sociales las predisponen a políticas divergentes que priorizan la ortodoxia económica, por un lado, y los esfuerzos populistas y heterodoxos para reducir la desigualdad y aumentar las oportunidades para los menos favorecidos, por el otro. Sus organizaciones regionales no han reducido esta brecha política, sino que dieron lugar a un nuevo grupo de instituciones partidistas comprometidas con la coordinación de estos caminos divergentes. La profundización institucional y la creciente madurez política superarán estas divisiones, pero las instituciones continentales aún no pueden ayudar a definir los resultados globales de forma significativa” (Blumenschein y Navarro 2016). 41

“Reconceptualising Transnational Governance: The US Perspective”. The Future World Foundation. El autor recuerda que las objeciones de Rusia al orden existente fueron expresadas por Putin en su discurso en la 43º Conferencia de Seguridad celebrada en Munich en 2007, y reiteradas en parte en varias ocasiones a partir de entonces, especialmente en la reunión del Club Valdai en octubre de 2014, después de la incorporación de Crimea por parte de Rusia. Se señalan 3 elementos: i) “la ausencia de una base moral y la imposibilidad de un modelo unipolar de seguridad global”; ii) “la insostenibilidad de “acciones unilaterales y frecuentemente ilegítimas” basadas en la fuerza militar, la inseguridad nacional frustrante, los esfuerzos por adquirir armas de destrucción masiva y el terrorismo global”; y iii) “La necesidad de un equilibrio razonable entre los intereses de todos los estados, especialmente Brasil, Rusia, India y China, con los de los Estados Unidos, en un sistema global multipolar”. Posturas similares se expusieron en la reunión del Club Valdai en octubre de 2015. 37 “Global Governance in Russia: Coming in from the Cold”. The Future World Foundation. 38 Resalta Cleary, que “La propuesta de China, descrita durante la presidencia de Beijing del G20, basada en un mundo abierto e inclusivo, ofrece una alternativa interesante. A Beijing le gustaría avanzar en un nuevo modo de desarrollo económico sostenible a través del G20. Es probable que ninguno de los otros miembros del BRICS –Brasil, Rusia, India ni Sudáfrica- se opongan a esto en principio, pero los detalles del proyecto de Beijing aún no están claros”. 39 “China’s Evolving Global Economic Governance Role”. The Future World Foundation. 40 “India and the Evolving Global Architecture”. The Future World Foundation. 41 “Macroeconomics of Populism in Latin America and Regional Governance Dynamcis”. The Future World Foundation. 36


70 Señala Cleary que los EE.UU. y la Unión Europea son poderes conservadores, comprometidos con preservar por el mayor tiempo posible los parámetros del orden mundial establecidos en Bretton Woods y San Francisco, así como desarrollar la Organización del Tratado del Atlántico Norte y la Unión Europea. En la escala global, “los desacuerdos entre los miembros permanentes del Consejo de Seguridad de la ONU han llevado a que los vetos se ejerzan con frecuencia durante setenta años. El requisito de consenso en la Organización Mundial del Comercio ha frustrado la conclusión de la Ronda de Doha. Las recomendaciones sobre la reforma del Panel de Alto Nivel de las Naciones Unidas sobre Amenazas, asegurando la ratificación de los cambios en los derechos de voto y las cuotas de los miembros del Fondo Monetario Internacional y del Grupo Banco Mundial, llevaron a China a lanzar organizaciones alternativas ´complementarias´”. Por todo ello el autor formula como propuesta que la Asamblea General de las Naciones Unidas adopte una resolución marco convocando al diálogo nacional inclusivo entre sus naciones miembros, que incluya a los gobiernos, a otros representantes políticos –sin mencionar específicamente a los parlamentarios, que deberían estar contemplados-, empresas, trabajadores, mujeres y jóvenes, y otros componentes de la sociedad civil, incluidos los grupos religiosos, “… para desarrollar propuestas para un orden global deseable en 2030 que refleje las perspectivas e intereses de cada sociedad nacional, sin referencia explícita a las estructuras o sistemas actuales. El tópico de la Agenda Global … puede proporcionar un marco de referencia. La Agenda 2030 y el Acuerdo de París pueden servir como bloques de construcción”. En conclusión, para el autor “Si se llega a un acuerdo sobre los elementos definitorios de un fin de estado en 2030, las discusiones sobre cómo lograrlo serán más constructivas. La experiencia en resolución de conflictos enseña que incluso los actores en conflicto pueden discutir la estrategia de manera efectiva después de haber alcanzado un acuerdo sobre los objetivos (Cleary 2016). El desafío es grande, pero no más grande que esfuerzos similares realizados después de grandes conflictos. La pregunta es si tenemos la voluntad de crear un orden mundial adecuado antes de enfrentar una catástrofe más grande. El tiempo es esencial, y debemos aprovechar el momento”. Coincido en términos generales con Seán Cleary. A la propuesta de utilizar a la AGNU como ámbito decisorio, también parece conveniente aprovechar al G20, en forma complementaria y como vehículo para el diálogo entre las principales economías avanzadas y emergentes del mundo. Los parlamentos, por otra parte, a través de instrumentos como el P20 y sus redes parlamentarias, podrían aportar como elemento distintivo el diálogo y la construcción de consensos en los ámbitos parlamentario e inter-parlamentario, aprovechando en este último caso las virtudes de la diplomacia parlamentaria y su “soft power”. En 2019, en el marco de su 6ª reunión parlamentaria y 2º P20, los Presidentes de Parlamentos del G20 alentaron a los líderes del G20 en su Declaración Conjunta “a cumplir con su compromiso de perseguir activamente su objetivo de


71 crecimiento fuerte, sustentable, equilibrado e inclusivo”. Se consideró imperativo “encontrar soluciones comunes a los desafíos comunes que enfrenta la democracia, la prosperidad y el bienestar humano para todos”. Y se ratificó que “Preservar y fortalecer el sistema multilateral, con las Naciones Unidas en su núcleo, debe ser una prioridad para el G20” (punto 3º).

La ñata contra el vidrio : los que quedaron afuera 42

Las Naciones Unidas cuentan actualmente con 193 estados soberanos miembros. En 1945 eran apenas 51, entre los que se encontraban 14 miembros del G20, incluyendo a 4 del G7 43. A partir de entonces comenzó el proceso de ampliación de la ONU, algunos años a cuentagotas, y otros en forma masiva, es decir, más de cuatro miembros juntos, como en 1956, 1960, 1962, 1971, 1975, 1991, 1992 y 1993. Si bien es cierto que el G20 cuenta adicionalmente con el Reino de España como invitado permanente y contempla la posibilidad de que las distintas presidencias inviten a los líderes de otras naciones del mundo como invitados especiales, así como a líderes de naciones que ostentan las presidencias de distintos bloques regionales, no resulta suficiente. 44 Si en conjunto los miembros del G20 representan a alrededor del 80% de la producción económica mundial, dos tercios de la población mundial, cerca del 60% de la superficie terrestre total mundial; y tres cuartos del comercio internacional; quedan afuera de ese ámbito de gobernanza global: • 20 % de la producción económica mundial, • 40 % de la superficie terrestre del planeta, • un cuarto del comercio internacional, y lo más relevante, • un tercio de la población mundial, es decir, casi 2.600 millones de personas.

42 Del tango “Cafetín de Buenos Aires” de Enrique Santos Discépolo. Significa “la nariz contra el cristal de la ventana”, es decir, la contemplación de aquello que no se puede alcanzar. 43 Canadá, EE.UU., Francia y Reino Unido del G7; y del G20 Arabia Saudita de Medio Oriente; Argentina, Brasil y México de América Latina y el Caribe; Australia, China, India y Turquía de Asia y Oceanía; Sudáfrica por el continente africano; y de Europa del Este la Unión de Repúblicas Socialistas Soviéticas (URSS), que el 24 de diciembre de 1991 fue reemplazada por la Federación Rusa. 44 En 2020 (Riad, Arabia Saudita) fueron invitados Jordania, Singapur y Suiza, Vietnam (ASEAN), Emiratos Árabes Unidos (GCC) y Ruanda (NEPAD); en 2019 (Osaka, Japón) Países Bajos, Singapur y Vietnam, Chile (APEC), Egipto (UA) y Tailandia (ASEAN); en 2018 (Buenos Aires, Argentina) Chile y Países Bajos, Jamaica (CARICOM), Ruanda (UA), Senegal (NEPAD), Singapur (ASEAN); en 2017 (Hamburgo, Alemania) Noruega, Países Bajos, Singapur y Suiza, Guinea (UA), Senegal (NEPAD) y Vietnam (APEC); en 2016 (Hangzhou, China) Egipto, Kazajistán, Singapur y Tailandia, Chad (UA), Laos (ASEAN), Senegal (NEPAD); en 2015 (Antalya, Turquía) Azerbaiyán, Malasia, Senegal, Singapur y Zimbabue; en 2014 (Brisbane, Australia) Birmania, Mauritania, Nueva Zelanda, Senegal y Singapur; en 2013 (San Petersburgo, Rusia) Brunei, Etiopía, Kazajistán, Senegal y Singapur; en 2012 (Los Cabos, México) Benin, Chile, Camboya, Colombia y Etiopía; en 2011 (Cannes, Francia) Emiratos Árabes Unidos, Etiopía, Guinea Ecuatorial y Singapur; y en 2010 (Seúl, Corea) Países Bajos.


72 El G20 excluye la representación directa de 174 países soberanos, el 90% de los miembros de la ONU. Resulta por ello determinante, aunque muchas veces complejo, el diálogo de los países G20 y los países extra G20 dentro de sus respectivas regiones; así como, ineludiblemente, que se lleven las premisas del G20 a la ONU para su debate y universalización.45

45

Señala una publicación del parlamento británico: “La membresía del G20 se ha mantenido sin cambios desde su creación, y no es claro si y cómo podría cambiar su membresía en el futuro. Si bien el G20 es un foro más amplio que el G7 o el G8, para los no miembros representa una nueva exclusión, y queda por ver cómo las economías en desarrollo más pequeñas pueden ser representadas y escuchadas en el G20”. “G20 rises, G7 & G8 fall?: key issues for the 2010 Parliament” en www.parliament.uk


El comienzo: Argentina logra la Presidencia del G20

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

73

En junio del 2016, cuando el gobierno de Mauricio Macri daba sus primeros pasos, la 3a reunión de sherpas del G20 celebrada en Xiamen aprobó por unanimidad la presidencia argentina para el año 2018, decisión que sería anunciada oficialmente por los líderes de estado y de gobierno en Hangzhou el 5 y 6 de septiembre de ese mismo año.46 La Cancillería lo definió como “uno de los desafíos políticos y diplomáticos más destacados de la historia reciente del país”.47 A partir de entonces el G20 pasó a formar parte obligada de la agenda de diplomacia parlamentaria de la presidencia de la cámara baja, institución que estrenaba liderazgos48 consciente de su misión por complementar una nueva política exterior basada en la visión de una Argentina reinsertada en forma inteligente al mundo y decidida a contribuir con el fortalecimiento de la gobernanza global. Macri expresó en la 134º apertura de sesiones ordinarias del Congreso de la Nación Argentina el 1º de marzo de 2016: “Estamos construyendo relaciones maduras y sensatas con todos los países del mundo. La globalización es una realidad y creemos que, además de las amenazas y los desafíos que eso trae, trae inmensas oportunidades que debemos aprovechar”.

46

Punto 48 del Comunicado de la Cumbre. Ver “G20 Leaders ́ Communique. Hangzhou Summit. 4-5 September 2016”. El papel que jugó el embajador Carlos Foradori en la elección de la presidencia argentina fue clave, habiendo participado de esas reuniones en su doble rol de vice canciller, secundando a Susana Malcorra, y sherpa del G20. 47  “Argentina presidirá el G20 en 2018”. Sitio oficial de la Cancillería Argentina. https://cancilleria.gob.ar/es/argentina-presidira-el-g20-en-2018 48 Emilio Monzó fue elegido por sus pares por primera vez como presidente de la cámara de diputados en la sesión preparatoria del 4 de diciembre de 2015. Siendo las presidencias anuales, posteriormente sería reelegido en 2016, 2017 y 2018, es decir, cada uno de los cuatro años de su mandato como diputado.


74 Unos años más tarde en Nueva York, el 26º de septiembre de 2018, durante la 73º Asamblea General de la ONU, señaló: “Hace dos años compartí aquí, por primera vez, mi mirada de la Argentina como socio confiable de la comunidad internacional y mediador de buena fe de la política regional e internacional. Hoy quiero renovar esa visión. Desde que asumí como Presidente, apostamos a una inserción inteligente al mundo, que parte del valor de nuestra región: América Latina y el Caribe. Somos una zona de paz, con poblaciones jóvenes llenas de talento y vitalidad, con abundantes recursos y reservas naturales. Estamos trabajando para integrarnos más entre nosotros y para integrarnos juntos al mundo. Como se ve en la vocación de diálogo y cooperación entre los países del Mercosur y la Alianza del Pacífico. Buscamos impactar de manera positiva en el orden mundial del siglo XXI. Desde el sur, apostamos a una mirada optimista que pondera las oportunidades y los desafíos de la globalización”. “La integración inteligente también es nuestro aporte para construir una región y un orden global estable, inclusivo y respetuoso de nuestros valores; la paz, la democracia y los derechos humanos”.49

El contexto y los preparativos para el P20 Entre el anuncio de la presidencia argentina del G20 y finales de octubre de 2018 transcurrieron poco más de dos años, el tiempo suficiente para que nos preparáramos para enfrentar un desafío tan arduo y complejo como la organización del P20. Los principales hitos de esa etapa fueron los siguientes: • el más obvio y determinante fue la celebración del G20 en Buenos Aires y, en general, una política exterior orientada a la activa participación de la República Argentina en los ámbitos multilaterales; • fue muy positiva la designación de la mexicana Gabriela Cuevas Barrón como presidenta de la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) durante la 137º Asamblea celebrada en San Petersburgo del 14 al 18 de octubre de 2017 50; 49 En ese mismo discurso, más adelante, señala el Presidente Macri: “La Argentina es un país con identidad democrática y multilateral. El multilateralismo es fundamental para poner de manifiesto nuestros intereses nacionales y buscar consensos. Mantenemos nuestro firme compromiso con el Acuerdo de París y la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, que establecimos como pilares de la política de nuestro gobierno en materia de erradicación de la pobreza, cambio climático e igualdad de género. La Argentina ha venido demostrando su vocación de contribuir a fortalecer la gobernanza global. El año pasado, albergamos la Conferencia Ministerial de la OMC, donde quedó demostrado que hay futuro después de la reunión en Buenos Aires. En 2019 seremos sede de la Conferencia de Alto Nivel sobre la Cooperación Sur-Sur. Y nos vamos a preparar para presidir, en el 2020, la Conferencia de Examen del TNP, reafirmando nuestro compromiso histórico con la no proliferación y el desarme nuclear. Este año, estamos presidiendo el G20 con un espíritu de unidad y de búsqueda permanente de consensos. Los resultados que se están logrando invitan al entusiasmo. En todos los grupos de trabajo y en cada encuentro ministerial está prevaleciendo el compromiso colectivo, como durante la reunión de Ministros de Comercio, donde quedó expresada la vocación de revitalizar el sistema comercial multilateral. El 30 de noviembre en Buenos Aires se hará la primera Cumbre de Líderes del G20 en Sudamérica. Con el apoyo de nuestros socios, el G20 va a demostrar, una vez más, su vigencia y su relevancia. La comunidad internacional enfrenta desafíos que requiere compromisos efectivos y eficaces. Demandan soluciones alcanzadas a través del diálogo y de la construcción de consensos. El tema de esta Asamblea pone el acento en el liderazgo y en las responsabilidades compartidas para lograr sociedades pacíficas equitativas y sostenibles. Los argentinos estamos comprometidos a cumplir con nuestra parte para hacerlas realidad”. Para leer, ver o escuchar los discursos de otros presidentes durante la ONU visitar el sitio web de la 73º Asamblea General: https://gadebate.un.org/es 50  El apoyo de Argentina a su nominación fue un acierto, toda vez que cumplió un rol clave en la celebración del P20.


75 •

• • •

también la experiencia arrojada por la organización de la conferencia parlamentaria en ocasión de la XI Conferencia Ministerial de la OMC en Buenos Aires, en el recinto de la cámara de diputados, los días 9 y 10 de diciembre de 2017 51; la gestión desarrollada desde la cámara baja en apoyo a la intención del gobierno argentino de incorporarse como miembro pleno de la OCDE 52; la creación por RP No 1242 del 27 de diciembre de 2017 del GPA G20 – Argentina 2018 53; el enorme despliegue de la herramienta de los GPA bilaterales y la introducción de la nueva modalidad de los GPA regionales y subregionales 54;

51  Ver en tal sentido la RP No 636 del 17 de julio de 2017. Señala el informe anual de la UIP 2017: “Con motivo de la 11a Conferencia Ministerial de la OMC celebrada en Buenos Aires, la UIP y el Parlamento Europeo organizaron otra Conferencia Parlamentaria exitosa. Contó con la asistencia de 500 participantes, incluidos 220 parlamentarios procedentes de 56 países. La conferencia ofreció a los parlamentarios la oportunidad de asistir a una audiencia con el Director General de la OMC, a un diálogo con funcionarios y negociadores de categoría superior de la OMC, y a debates exhaustivos sobre algunos desafíos actuales importantes para el sistema comercial mundial. En el documento final de la conferencia, los participantes identificaron actuaciones parlamentarias concretas. Entre ellas se incluyeron los llamamientos para dar un fuerte impulso al multilateralismo, considerado la mejor opción para el sistema comercial mundial. Otras medidas consisten en situar a las mujeres al frente de las políticas macroeconómicas; actuaciones para prohibir y eliminar ciertas formas de subvenciones a la pesca; un marco para facilitar el comercio de servicios; y la elaboración de salvaguardias contra el creciente proteccionismo. Además, los participantes estuvieron de acuerdo en que el comercio internacional constituye una herramienta efectiva para apoyar el desarrollo sostenible”. Los antecedentes de la conferencia pueden consultarse en: http:// archive.ipu.org/splz-e/trade17.htm 52  Materializada a través de la designación por RP Nº 651 del 29 de abril de 2016 de la entonces diputada nacional Patricia Giménez, vicepresidenta 2º de la cámara, como referente de las relaciones con la red parlamentaria global de la OCDE por el período 2016/2017; y la creación por RP Nº 93 del 17 de febrero de 2017 de un GPA específico con OCDE, integrado por los diputados y diputadas que presidían los GPA de tipo bilateral de la Cámara baja con los países miembros de ese organismo internacional a la fecha de la resolución presidencial y los que se incorporaran en el futuro, así como otros miembros de esos grupos, con preferencia para sus autoridades. La primera composición del GPA OCDE de la HCDN para el período 2017 fue la siguiente: Patricia Giménez, que presidió el grupo hasta el fin de su mandato, y los presidentes de los GPA bilaterales con Alemania (país a cargo de la presidencia del G20 durante 2017), Cornelia Schmidt Liermann; Canadá, María Paula Lopardo; Corea del Sur, Karina Banfi; EE.UU., Graciela Camaño; España, Pablo Tonelli; Francia, Marcelo Monfort; Italia, Luciano Laspina; Israel, Soledad Martínez; Japón, Alicia Terada; México, Ana Laura Martínez; y Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Margarita Stolbizer. 53  Son miembros del GPA G20 los presidentes de los GPA bilaterales con los países miembros del Grupo de los Veinte más el presidente del GPA regional con la Unión Europea y los bilaterales de los invitados especiales (España, Chile y Países Bajos). Podrán incorporarse otros miembros siempre y cuando integren esos grupos, con preferencia para sus autoridades. El GPA G20 Argentina 2018 estuvo presidido por la diputada nacional Cornelia Schmidt Liermann (Alemania). Otros miembros fueron Diego Mestre (Arabia Saudita), Marcela Campagnoli (Australia), Daniel Lipovestsky (Brasil), Juan Aicega (Canadá), Carmen Polledo (China), Karina Banfi (Corea del Sur), Silvia Lospennato (EE.UU.), Marcelo Monfort (Francia), Marcelo Wechsler (India), Álvaro González (Indonesia), Fernando Iglesias (Italia), Alicia Terada (Japón), Alejandro Echegaray (Estados Unidos de México), Gastón Roma (Rusia), Eduardo Amadeo (Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte), Nicolás Massot (Sudáfrica) y Beatriz Ávila (Turquía). A ellos se agregaron Ezequiel Fernández Langan (Unión Europea, quien asimismo presidió Irlanda), Pablo Tonelli (Reino de España), José Luis Gioja (Chile, que cuenta con una Comisión Parlamentaria Conjunta creada por Ley 23.172), y Lucas Incicco (Reino de los Países Bajos). 54  Los GPA regionales y subregionales fueron creados por RP Nº 1879 del 27 de diciembre de 2016. Son el GPA Asia y Oceanía y sus subregionales Asia del Este; Subcontinente Indio y Asia Central; Sudeste Asiático; y Oceanía. El GPA con América y sus subregionales América del Norte; México, América Central y el Caribe; y Sudamérica. El GPA con África y Medio Oriente y sus subregionales África Subsahariana y África del Norte y Medio Oriente. Por último, el GPA con Europa y sus subregionales Europa Occidental y Europa del Este. Se integran con los presidentes, vicepresidentes y secretarios de los GPA bilaterales de los países que forman parte de las regiones o subregiones de que se trate, los que tienen preferencia al momento de designar a sus autoridades. Asimismo, podrán formar parte de esos grupos los diputados o diputadas nacionales que integren uno o más grupos de países miembros de esas regiones. El modelo, que adopta uno de los criterios conforme a los cuales se encuentra organizada la Cancillería argentina, fue emulado por el Senado a través de la DPP Nº 111/18 que crea los GPA Países de Centro América y el Caribe; Países de Europa Occidental; Países de Oceanía; y Países Árabes. Para el período 2018/2019 el presidente de la cámara de diputados, Emilio Monzó, creó por RP No 968 del 25 de junio de 2018 más de ochenta (80) GPA bilaterales a través de una interpretación innovadora del reglamento de los grupos parlamentarios de amistad de la cámara que limita el derecho de los diputados y diputadas nacionales a la integración de no más de cuatro (4) GPA y la cobertura de sólo un (1) cargo como autoridad de grupo. Si se computan las concurrencias la cámara baja supera ampliamente la barrera de los cien (100) GPA. Ver como antecedente el expediente 7.192-D-2004, que contiene el dictamen de las comisiones de relaciones exteriores y culto y de peticiones, poderes y reglamento, artículo 6º, texto que fue aprobado sin modificaciones (OD Nº 2014 impreso el 4 de febrero de 2005, sesiones extraordinarias).


76 • •

la buena sintonía entre nuestra oficina y la cancillería, en especial con la unidad G20 55; el rol central y protagónico que jugaron los líderes de distintos bloques políticos de ambas cámaras del Congreso argentino –oficialistas, opositores e independientes- en un marco de pluralidad, diálogo y consenso en torno al rol de Argentina en el mundo y, en particular, al G20 y la edición de su versión parlamentaria 56; el cultivo de una relación inmejorable con las representaciones diplomáticas de los países miembros del G20 e invitados especiales en Argentina 57;

El motivo para impulsar un diseño organizacional tan ambicioso fue el acuerdo firmado entre la UIP y el Congreso de la Nación Argentina el 26 de marzo de 2018 para la organización y celebración en Buenos Aires de la 140° Asamblea y reuniones relacionadas de esa institución, prevista para los días 6 al 10 de abril de 2019. La abrupta devaluación del peso argentino a mediados de ese año y la posterior presentación por parte del PEN de un proyecto de presupuesto nacional para el ejercicio 2019 con déficit cero llevaron a cancelar la iniciativa, tristemente anunciada en la 139º Asamblea de la UIP celebrada en Ginebra los días 14 al 18 de octubre de 2018. Argentina fue reemplazada por Qatar. La idea original era aprovechar al máximo la presencia de miles de parlamentarios de por entonces 178 países miembros de la UIP, de todas las regiones del mundo, a los que estaba previsto se sumarían representantes de los 12 miembros asociados, que incluyen al parlamento andino, el parlamento árabe, el parlamento centro americano, a la asamblea legislativa del este de África, al parlamento europeo, a la asamblea interparlamentaria de naciones miembros del Commonwealth de estados independientes, al comité interparlamentario de la unión económica y monetaria de África occidental, al parlamento latinoamericano, al parlamento de la comunidad económica y monetaria de África central, al parlamento de la comunidad económica de los estados de África occidental, a la asamblea parlamentaria del consejo de Europa, y a la asamblea parlamentaria de la cooperación económica del mar negro. Según el Art. 10o numeral 2) del estatuto de UIP corresponden 8 delegados a los parlamentos de hasta 100 millones de habitantes y 10 para los que superen esa población. Para ampliar consultar en http://archive.ipu.org/strct-e/statutes-new.htm Sin lugar a dudas se trató de una estrategia inédita, basada en: a).- el fomento de una activa participación de los diputados y diputadas nacionales pertenecientes a los distintos bloques políticos en los que se encuentra dividida la cámara en los GPA bilaterales durante el mandato correspondiente a los años 2018/2019, como forma de garantizar una diplomacia plural y de consenso; b) la optimización de los recursos aplicados a la diplomacia parlamentaria a fin de obtener una cobertura lo más amplia posible, a cuyos efectos los GPA para el período 2018/2019 fueron organizados en espejo a las representaciones diplomáticas del país a través de nuestras embajadas y sus respectivas concurrencias; c) la utilización de los GPA regionales y subregionales ya citados; y d) el uso de los GPA correspondientes a organismos regionales e internacionales como los creados para atender la relación con OCDE y el propio GPA G20 Argentina 2018. A diferencia de los GPA bilaterales los GPA regionales y los correspondientes a organismos regionales e internacionales se integran con autoridades de GPA bilaterales, no afectando el cupo de hasta 4 grupos de amistad por diputado o diputada establecido reglamentariamente. La clave está en lo señalado en uno de los últimos considerandos de la RP Nº 968/18 cuando sostiene que “si bien la Cámara no contará con los Grupos Parlamentarios de Amistad bilaterales correspondientes a la totalidad de los países en los cuales la República Argentina cuenta con representación diplomática, con la modalidad de los nuevos GPA regionales y los correspondientes a organismos regionales e internacionales, la gestión de diplomacia parlamentaria podrá desplegarse en todo el mundo”. 55  El principal canal de diálogo entre los poderes legislativo y ejecutivo en relación a la iniciativa para la celebración de una cumbre de presidentes de parlamentos en ocasión del G20 tuvo como interlocutores por un lado a la unidad G20 de la cancillería, a cargo del embajador Pedro Villagra Delgado -sherpa argentino ante el G20- y su equipo, en particular la Ing. Águeda Menvielle -su asesora-; y por el otro a la dirección general de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto de la presidencia de la cámara de diputados a mi cargo, en representación de Emilio Monzó, su presidente, en consulta permanente con la diputada nacional Cornelia Schmidt Liermann, presidente de la comisión de relaciones exteriores y culto de la cámara baja; y las oficinas de Gabriela Michetti –vicepresidenta de la nación y presidenta del senado-; y Federico Pinedo –presidente provisional del senado-. 56  El diálogo y la permanente búsqueda de consensos son las principales características del sello que identificó a la gestión de Emilio Monzó al frente de la cámara de diputados de la nación durante el período 2015-2019. El P20 no fue la excepción. En el estrecho margen que habilitó su organización en espejo a la cumbre de jefes de estado y de gobierno del G20 se invitó a participar a los presidentes de los principales bloques políticos de la cámara baja: Agustín Rossi (FPV-PJ), Nicolás Massot (PRO), Mario Negri (UCR), Pablo Kosiner (Argentina Federal, Justicialista), Graciela Camaño (Frente Renovador) y Elisa Carrió (Coalición Cívica). La presidencia del senado, por su parte, invitó a los miembros de la delegación permanente de la UIP: Federico Pinedo (PRO), Rodolfo Urtubey (FPV), Angel Rozas (UCR), Juan Carlos Romero (Frente Popular Salteño) y Lucila Crexell (Movimiento Popular Neuquino), a los que se agregó Dalmacio Mera (alianza FPV). 57  La relación entre el congreso nacional y las representaciones diplomáticas extranjeras acreditadas en el país entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019 fue excelente, habiéndose consolidado como uno de los principales ejes de la nueva diplomacia parlamentaria argentina. El P20 fue un claro reflejo de ello. Además de las actividades preparatorias, los embajadores acompañaron a los líderes parlamentarios en la apertura de la cumbre y participaron de otros eventos asociados, incluyendo entrevistas en el programa “Diplomacia Parlamentaria” de Diputados TV (tal el caso de los embajadores de Australia, Noel Campbell; Francia,


77 •

la reorganización interna de la oficina de la presidencia de la Cámara baja con competencia en materia de relaciones internacionales a través de la resolución presidencial RP No 488 del 13 de abril de 2018, lo que redundó en mayor eficiencia y eficacia operativa 58; y la gigantesca motivación de un equipo de funcionarios de carrera que se puso la camiseta para jugar uno de los partidos más complejos a los que se enfrentó la diplomacia parlamentaria argentina en toda su historia. 59

El puntapié inicial: formalización de la iniciativa La iniciativa del P20 quedó plasmada en la RP Nº 1242 del 27 de diciembre de 2017, delegándose su implementación en la oficina a mi cargo.60

Pierre Henri Guignard; India, Sanjiv Ranjan; México, Mabel Gómez Oliver; Sudáfrica, Patience Phumelele Gwala; Turquía, Meral Baras; y Unión Europea, Aude Maio-Coliche). Posteriormente serían también entrevistados los embajadores de Alemania, Jurgen Christian Merters; Italia, Giuseppe Manzo; Japón, tanto Noriteru Fukushima como Takahiro Nakamae; y Países Bajos, Roel Nieuwenkamp. 58  La resolución suprime la dirección general de relaciones internacionales que había sido creada durante la presidencia de Julián Domínguez mediante la RP No 1.477 del 20 de noviembre de 2012, reemplazándola por una nueva dirección general de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto a partir del 1º de abril de 2018. Las principales innovaciones fueron: a) la creación de tres direcciones de línea: a).1. de diplomacia parlamentaria, dividida en cuatro regiones: África y Medio Oriente; América; Asia y Oceanía; y Europa; a).2. legal, técnico-administrativa y de organismos internacionales; y a).3. de enlace con cultos y entidades religiosas; b) la formalización de un área de enlace grupos parlamentarios de amistad, instrumento al que se imprimió un enorme dinamismo; y c) la incorporación de las áreas de soporte para el Observatorio Parlamentario sobre la Cuestión Malvinas creado por resolución de la Cámara No 1845 del 17 de mayo de 2006 y para el nuevo Observatorio Parlamentario Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible (de Naciones Unidas) creado por resolución de la cámara del 13 de septiembre de 2017. 59  Me refiero al equipo a mi cargo, pero también al resto de la organización. Con respecto al citado en primer término, desde que asumí la responsabilidad de conducir el área en diciembre de 2015 adopté con el apoyo de Emilio Monzó una serie de medidas que, junto a la auténtica vocación expresada por la mayoría de los empleados de la oficina, permitió un resultado exitoso. Además de la reformulación de las competencias de la oficina, otrora dedicada exclusivamente a atender al presidente de la Cámara -una sola persona- y durante mi gestión a todo el cuerpo legislativo -unos 257 diputados/as nacionales, además de al resto de la institución en general-, se ampliaron competencias y se apuntó a la profesionalización de los cuadros técnicos, cuyo número no varió. Una de las medidas más innovadoras que adopté fue la asociación con la escuela de política, gobierno y relaciones internacionales de la universidad Austral para la creación de la primera diplomatura en diplomacia parlamentaria que se dicta en Argentina y una de las pocas del tipo que se ofrece en el mundo. En relación al resto de la organización de la cámara de diputados de Argentina, debo confesar que si bien soy muy crítico de la relación entre el volumen de recursos humanos del poder legislativo y su productividad, aquellos que constituyen el núcleo duro de la organización, en todos los sectores –tanto administrativo como parlamentario, incluyendo a coordinación administrativa, ceremonial y protocolo, prensa y comunicaciones, diseño, Diputados TV, seguridad, recinto, sonido, servicios generales, choferes, mozos, etc.- son merecedores de un enorme reconocimiento, toda vez que de ellos depende que las cosas funcionen. Estoy seguro que en gran parte sus esfuerzos se deben a un profundo sentimiento de orgullo, toda vez que en estos eventos internacionales se juega el prestigio de la institución. El elogio es extensible a las autoridades, por supuesto, y a los asesores y equipos de los legisladores involucrados. 60  La resolución contiene un dato llamativo, toda vez que se denomina al área a mi cargo como “secretaría” de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto en lugar de “dirección general”. Ello se debe a mi propuesta –finalmente descartada- de elevar el nivel de jerarquía institucional de la función de diplomacia parlamentaria en el ámbito de la Cámara a los fines de su empoderamiento de cara a los desafíos a afrontar en 2018 con el P20 y en 2019 con la asamblea de la UIP. Limitada a esa re-categorización, sin generar estructuras adicionales ni mayor costo a nivel presupuestario, la resolución tomaba como referencia la creación por RP No 27 del 24 de enero de 1984 de la secretaría general de la presidencia, que se distingue de las secretarías parlamentaria, administrativa y de coordinación operativa contempladas en el capítulo V del reglamento general de la cámara por el modo de designación de los responsables de estas últimas, a pluralidad de votos de los propios diputados y diputadas nacionales. Se llegaron a firmar ambas resoluciones, la que elevaba la jerarquía de la dirección general de diplomacia parlamentaria a secretaría y la del P20, pero la primera no llegó a concluir su trámite por oposición de la entonces titular de la secretaría administrativa de la cámara, que nunca vio con buenos ojos la iniciativa.


78 Ese decisorio recuerda que desde su creación en el año 2008 se habían celebrado a esa fecha doce (12) cumbres de líderes del G2061; al que califica como “el principal foro internacional para la cooperación económica, financiera y política que aborda los grandes desafíos globales y busca generar políticas públicas que los resuelvan”. Se citan además sus antecedentes históricos62 y a sus miembros63, que en conjunto representan el 85% del PBI global, dos tercios de la población mundial y el 75% del comercio internacional. Se destaca que el país que preside el G20 -once a la fecha del dictado de la resolución- es elegido por un sistema de rotación a través del cual sus diecinueve estados miembros se dividen en cinco grupos64 y, por ese motivo, “cumple un rol de liderazgo fundamental para orientar la agenda de reuniones del año”. Se pone en valor la realización de la cumbre de líderes del G20 en Buenos Aires los días 30 de noviembre y 1º de diciembre de ese año, listándose los países e instituciones invitadas a participar.65 Se describe además la metodología de trabajo, incluyendo la interacción de los canales oficiales con los denominados grupos de afinidad.66 La resolución deja en claro que el G20 no es un organismo, y al no contar con una estructura formal permanente, “el seguimiento y la consistencia de los temas está garantizada por lo que se conoce como la troika, integrada por el país que presidió el año anterior (Alemania en esta oportunidad), el nuevo país que asume la presidencia (Argentina); y el que presidirá el año siguiente (Japón), los que trabajan para garantizar la continuidad de la agenda del G20 a lo largo de las presidencias rotativas”. Con respecto a los temas de fondo se señala que “el G20 2018 se 61 El 15 de noviembre de 2008 en Washington, DC, EE.UU.; el 2 de abril de 2009 en Londres, Reino Unido y el 24 y 25 de septiembre de ese mismo año en Pittsburgh, EE.UU.; el 11 y 12 de noviembre de 2010 en Toronto, Canadá y en Seúl, Corea; el 3 y 4 de noviembre de 2011 en Cannes, Francia; el 18 y 19 de junio de 2012 en Los Cabos, México; el 5 y 6 de septiembre de 2013 en San Petersburgo, Rusia; el 15 y 16 de noviembre de 2014 en Brisbane, Australia; el 15 y 16 de noviembre de 2015 en Antalya, Turquía; el 4 y 5 de septiembre de 2016 en Hangzhou, China; y el 7 y 8 de julio de 2017 en Hamburgo, Alemania. Con posterioridad se celebraron en 2018 y 2019 otras dos Cumbres, el 30 de noviembre y 1º de diciembre de 2018 en Buenos Aires, Argentina; y el 28 y 29 de junio de 2019 en Osaka, Japón. En 2020 está previsto que Cumbre se lleve a cabo los días 21 y 22 de noviembre en Riad, Arabia Saudita. 62 El G20 comenzó como un foro de ministros de finanzas y gobernadores de bancos centrales, habiendo sido formalmente creado en la reunión de ministros de finanzas del G7 del 25 de septiembre de 1999. A partir de la crisis financiera internacional de 2008 comenzaron a realizarse también reuniones a nivel de jefes de estado y de gobierno, ampliándose la agenda. 63 Alemania, Arabia Saudita, Argentina, Australia, Brasil, Canadá, China, Corea del Sur, EE.UU., Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Rusia, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Sudáfrica, Turquía y Unión Europea. 64 Grupo 1: Australia, Canadá, EE.UU. y Arabia Saudita; Grupo 2: India, Rusia, Sudáfrica y Turquía; Grupo 3: Argentina, Brasil, México; Grupo 4: Francia, Alemania, Italia y Reino Unido; y Grupo 5: China, Indonesia, Japón y Corea del Sur. 65 Chile y Países Bajos invitados por Argentina; España como invitado permanente; ASEAN representada por Singapur; el CARICOM por Jamaica; la Unión Africana por Ruanda; el BID; el Banco Mundial, el Consejo de Estabilidad Financiera (FSB), la CAF, el FMI, la ONU, la OCDE, la OIT y la Nueva Alianza para el Desarrollo de África, representada por Senegal. 66 Expresa la RP: “la sociedad civil también hará su aporte a través de los denominados Grupos de Afinidad, integrados por representantes de distintos sectores, incluyendo a empresas (B20), ongs (C20), sindicatos (L20), científicos (S20), académicos (T20) y agrupaciones de mujeres (W20) y jóvenes (Y20), de quienes se espera transmitan sus demandas y compartan sugerencias e iniciativas de impacto con los líderes que participan del G20”.


79 enfocará en el futuro del trabajo, que implica pensar en una educación que brinde igualdad de oportunidades; infraestructura para el desarrollo; y un futuro alimentario sostenible”; y que “el objetivo de la República Argentina para su presidencia del G20 es construir un consenso que permita que todos los países se comprometan con un desarrollo equitativo y sostenible que genere oportunidades para todos, en línea con las preocupaciones y las aspiraciones de la región; y aprovechar el gran potencial económico de Latinoamérica y el Caribe para avanzar hacia la erradicación de la pobreza”.67 Se describen como ventajas del G20 que “es lo suficientemente pequeño como para permitir discusiones presenciales concretas que se adapten a los nuevos desafíos de la agenda internacional”, y “lo suficientemente grande como para representar a la gran mayoría de la producción económica mundial”; a lo que se agrega que “frente a un contexto internacional incierto, la cooperación internacional es clave” y “así el G20 adquiere aún más relevancia”. Como principales logros del G20 se citan “la mayor participación de los países emergentes en los temas globales, la reforma de las instituciones financieras internacionales, el monitoreo de las instituciones financieras nacionales, la mejora de las regulaciones de las economías cuyos problemas condujeron a la crisis y la creación de redes de seguridad para prevenir problemas en el futuro”; recordándose además que “el G20 también ayudó concretamente a facilitar fondos de emergencia durante la crisis del 2008 y desempeña un papel importante en la financiación para el desarrollo”. En función de esos antecedentes Emilio Monzó, en su carácter de presidente de la cámara, decidió crear un grupo parlamentario de amistad GPA G20 Argentina 2018 integrado por los presidentes de los gpa de los 19 países del G20 más el parlamento europeo y los parlamentos invitados por Argentina, de Chile y Países Bajos; y del Reino de España como invitado permanente; y promover paralelamente la organización de un Parliamentary ́20 (P20) 68.

La cocina de la decisión Fue durante la celebración de la CPOMC, una de las jornadas más agotadoras que vivimos durante la gestión de diplomacia parlamentaria de la cámara baja durante los años de mi gestión, cuando advertimos la oportunidad histórica de no sólo organizar la 5º cumbre de presidentes de parlamentos del G20, siendo responsables de su reactivación –ya se habían realizado cuatro entre 2010 y 2013- sino además de refundarlas bajo la modalidad del P20. Esa experiencia, ubicada temporalmente en diciembre de 2017 69, nos permitió comprobar que estábamos preparados frente a tamaño desafío. 67 La RP Nº 1242/97 tomó gran parte de su fundamentación de los antecedentes contenidos en el sitio oficial del G20 durante la Presidencia Argentina: www.g20.org 68 Resolución presidencial RP Nº 1242/17. 69 (https://www.wto.org/spanish/thewto_s/countries_s/org6_map_s.htm).


80 La conferencia parlamentaria sobre la OMC se llevó a cabo uno de los fines de semana largos más apreciados por los argentinos, ya que además de su origen religioso se ubicaba temporalmente a escasos días del comienzo de las vacaciones de verano. El compromiso del personal de la cámara –funcionarios y empleados- fue extraordinario. Del viernes 8 –Día de la Virgen- al domingo 10 de diciembre del 2017 abandonamos a nuestras familias para recibir a los parlamentarios que provenían de los 164 países miembros de la OMC. Recuerdo nítidamente la mañana del jueves 9 de marzo de 2017, durante la sesión No 38° del comité directivo de la CPOMC que se celebraba en la sede del parlamento europeo en Bruselas, cuando se tocó el punto relativo a la organización de la conferencia anual en Buenos Aires. Luciano Laspina (diputado nacional del bloque PRO Cambiemos por la provincia de Santa Fe) transmitió el compromiso del congreso argentino y en particular de la cámara baja –en cuyo recinto se llevaría a cabo- de realizar todos los esfuerzos posibles para garantizar la celebración de la CPOMC, tal como ocurrió. La tradición indicaba que la conferencia parlamentaria debía realizarse unos días antes de la XI Conferencia Ministerial sobre la OMC, cuya apertura estaba prevista para el domingo 10 de diciembre de 2017. Argentina había sido invitada a integrar el comité directivo de la CPOMC en diciembre de 2016. En febrero de 2017 los presidentes de ambas cámaras, Gabriela Michetti y Emilio Monzó, designaron al senador Eduardo Aguilar y al diputado Luciano Laspina en representación de ambas cámaras, con la asistencia de los titulares de nuestras oficinas de diplomacia parlamentaria, Simón Bestani por el senado y yo por diputados. La CPOMC fue creada en 2002 por la UIP y el parlamento europeo como mecanismo permanente de supervisión parlamentaria de la OMC y de su dimensión parlamentaria de facto. El principal objetivo de la conferencia consiste en mejorar la transparencia de la OMC y exigir que rinda cuentas ante los legisladores en su carácter de representantes elegidos por el pueblo.70 Volviendo al origen del P20, la reunión clave se dio en el salón de honor de la cámara baja en Buenos Aires, en el marco de la CPOMC y la decisión de impulsar a la Argentina como sede de la 140° asamblea de la UIP en 2019, lo que finalmente si bien se logró, debió cancelarse a raíz de hechos sobrevinientes. El motivo principal de la reunión era garantizar a UIP que la cancillería argentina otorgara visa a todos los delegados, a excepción de las personas que se encontraran en una lista de sanciones del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas o en una lista con orden de detención de Interpol. Esa reunión, sin embargo, al igual que el proceso de preparación de la frustrada asamblea anual de la UIP en Buenos Aires, 70 Ver https://www.wto.org/spanish/forums_s/parliamentarians_s/parliamentarians_co nf_s.htm

De la reunión participaron: Gabriela Cuevas Barrón, Jorge Faurie, acompañado de Tomás Kroyer, Emilio Monzó y Federico Pinedo; a los que se sumaron Cornelia Schmidt Liermann, Luciano Laspina, Lucila Crexell; Anda Filip y yo.


81

fortalecieron los vínculos entre ambas instituciones de cara al P20.71 Una mención especial merece el pedido de ayuda formulado por Gabriela Cuevas Barrón para sumar a los EE.UU. a la Unión Inter-Parlamentaria durante la asamblea en Buenos Aires en abril de 2019, aprovechando la buena relación entre nuestros parlamentos, porque también influyó en la decisión de promover la organización del G20 de presidentes de parlamentos en noviembre de 2018. La inconveniencia de la fecha – una semana antes de las elecciones estadounidenses de medio término, celebradas el martes 6 de noviembre de 2018- impidió lograr presencia de legisladores norteamericanos en el P20 72. Sin embargo, el embajador de 71 Por ejemplo el lunes 26 de marzo de 2018 en Ginebra, día de la firma del acuerdo formal para la organización de la 140° asamblea de la UIP, ante la presencia de los firmantes por cada parte, Martín Chungong como secretario general de la UIP, acompañado por Gabriela Cuevas Barrón en su carácter de presidente- y Emilio Monzó y Federico Pinedo en representación de las presidencias de ambas cámaras del congreso argentino, se decidió designar como referentes para la implementación del P20 a Akiyo Afouda por la UIP y a mí por el CNA. En la reunión estuvieron presentes los miembros de la delegación UIP del Senado argentino: Rodolfo Urtubey (por entonces presidente provisional del GRULAC), Angel Rozas, Juan Carlos Romero y Lucila Crexell –todos senadores-, También estuvieron presentes Anda Filip –directora de Member Parliaments & External Relations de la UIP-, Juan Pedro Tunessi –por entonces secretario parlamentario del senado-; Simón Bestani –a cargo de diplomacia parlamentaria del senado-; y Silvia Lospennato por diputados; además de Carlos Cherniak –en representación de DIAPA, por la cancillería argentina- y yo –a cargo de diplomacia parlamentaria de diputados-. 72 Además de las notas formales enviadas a Paul Ryan –por entonces presidente de la cámara de representantes- y a Orrin Hatch –por entonces presidente pro témpore del senado- hicimos muchísimas gestiones en forma directa y a través de las embajadas de ambos países en Washington, DC y en Buenos Aires para contar con presencia norteamericana en el P20. El último encuentro presencial entre nuestros legisladores antes del P20 fue el miércoles 19 de septiembre de 2018 en la residencia del embajador Prado en Buenos Aires con motivo de la visita de una delegación de alto nivel liderada por Ed Royce (R-California), por entonces presidente de la comisión de relaciones exteriores de la US HOR; Elliot Engel (D-New York), por entonces co-Presidente del US House Argentina Caucus, quien en 2019 sucedió a Royce en la presidencia de esa comisión; Martha Roby (R-Alabama); Norma Torres (D- California); Alex Mooney (R-West Virginia); y Terri Sewell (D-Alabama). Por Argentina estuvieron presentes los senadores nacionales Federico Pinedo, Esteban Bullrich, Néstor Pedro Braillard Poccard, Lucila Crexell, Silvia Giacoppo, y los diputados nacionales Silvia Lospennato, Connie Schmidt Liermann, Eduardo Amadeo, Juan Manuel López, Marcela Campagnoli, Silvana M. Ginocchio, Alma Sapag, Daniel Lipovetzsky, y Facundo Suárez Lastra. Si bien ese día me encontraba en Washington, DC participando de un programa de intercambio en la Daniel Morgan University, estuve en contacto con algunos de los citados, resultando la coincidencia entre las fechas del P20 y las elecciones norteamericanas un escollo insuperable. Corresponde destacar, sin embargo, que unas semanas antes, del 6 al 8 de septiembre de ese mismo año, Ed Royce participaba en Halifax, Nova Scotia, Canadá, en representación de la US House of Representatives, de la reunión de presidentes de parlamentos de las cámaras bajas del G7. Tal como la prensa oficial del anfitrión indicaba, “La Reunión ... es parte de una serie de reuniones


82 los EE.UU. en nuestro país, Edward Prado, nos honró con su presencia, un gesto decididamente valioso tanto a nivel bilateral como multilateral. 73

El Quid de la cuestión El miércoles 31 de octubre de 2018, en el auditorio de la cámara baja de Argentina, en el edificio conocido como “anexo”, Emilio Monzó expresó ante los presidentes y jefes de las delegaciones parlamentarias del G20: “Que nuestros Parlamentos decidan reunirse en torno al G20 no debería sorprender a nadie. Durante el presente año, bajo la presidencia argentina, no sólo se han reunido sino además han aportado conclusiones, recomendaciones, declaraciones o comunicados los siete grupos de afinidad del G20 integrados por representantes de diferentes sectores que incluyen a empresas, a las organizaciones de la Sociedad Civil, a sindicatos, científicos, grupos de estudio y expertos, organizaciones de mujeres y a líderes juveniles, entre otros”. “A ellos se suman otros grupos como el Foro Inter-religioso del G20; el U20, que reúne a los Alcaldes ...; y el J20, la conferencia de presidentes y ministros de las cortes supremas de países del G20 ...”. “Nosotros, los Parlamentos, hemos decidido escuchar la voz de todos estos grupos y esbozar una voz propia de cara a la Cumbre de Líderes de Estado y de Gobierno que se llevará a cabo los días 30 de noviembre y 1° de diciembre próximos”. Tal como le dijo el zorro al Principito, “Lo esencial es invisible a los ojos”. 74

que Canadá está auspiciando y organizando como parte de su presidencia del G7 este año”. Como se verá más adelante, basados en la evidencia recogida durante los últimos años, da la impresión que existe cierta reticencia de algunos líderes de parlamentos de países miembros del G7 respecto a la organización y/o su participación en las reuniones del P20. 73 Prado fue el único embajador presente durante la cumbre del P20. El resto de los países miembros, la unión europea y los invitados especiales fueron representados por sus líderes parlamentarios, con excepción de Australia, el único ausente. Habilitar a los embajadores en ausencia de sus parlamentarios se convirtió en un asunto estratégico. Encontramos respuesta en las reuniones parlamentarias del G20 celebradas con anterioridad. Según un estudio del parlamento europeo, de enero de 2015, de los cuatro encuentros celebrados en 2010, 2011, 2012 y 2013, en dos se permitió la presencia de embajadores: a). en Ottawa, Canadá, el primero, en 2010, oportunidad en la que dos países fueron representados por sus embajadores: Argentina (embajador Arturo Guillermo Bothamley) y los EE.UU. (embajador David Cary Jacobson); y b). Riad, Arabia Saudita, el tercero, en 2012, que permitió la participación del embajador de México (José Arturo Trejo Nava). Ver el informe completo “The Group of Twenty (20), Setting the Global Agenda” de enero de 2015 en el link: http://www .europarl.europa.eu/RegData/etudes/BRIE/2015/545712/EPRS_BR I(2015)545712_REV1_EN.pdf 74 Frase de autoría del escritor francés Antoine de Saint-Exupéry, de la obra “El Principito”.


83 Un camino pedregoso. Adoptada y formalizada la decisión de impulsar el P20 75comencé con las consultas con la cámara alta y, en particular, con el PEN. La iniciativa no generó mucho entusiasmo a nivel local y se pusieron algunos reparos a su realización.76 Sin embargo, frente a cada escollo fuimos encontrando soluciones y distintos niveles de apoyo. Hubo dos grandes campos de juego: el nacional y el internacional. A nivel interno, en la cámara baja, fue clave el compromiso adoptado por “Connie” Schmidt Liermann, por entonces presidenta de la CREyC y de los GPA con Alemania y el G20; así como el apoyo -a veces explícito y otras silencioso- de los líderes parlamentarios de las distintas bancadas y las autoridades y miembros de los grupos parlamentarios de amistad. El embajador Pedro Villagra Delgado, designado por el presidente Macri como sherpa argentino ante el G20, luego de un análisis conjunto sobre distintas variables, además de poner a disposición a su equipo se convirtió en nuestro principal referente en el ejecutivo, guiándonos y colaborando con nosotros durante todo el proceso. La histórica fortaleza de la cámara alta ante la UIP77 también nos sirvió de soporte, sobre todo cuando dábamos los primeros pasos, al llevar la propuesta a la presidencia y a la secretaría general del organismo.78 Federico Pinedo 79y Rodolfo Urtubey 80, los principales referentes del 75 Recordar la RP N°1242 del 27 de diciembre de 2017. 76 La entonces coordinadora general de la unidad técnica G20 de la secretaría general de la presidencia de la nación, Natalia Zang, me señaló que los denominados engagement groups habían sido creados mediando consenso entre los gobiernos de los países miembros, por lo que en Argentina ya no era posible llevar adelante el P20. Sugirió probar con Japón en 2019. 77 Son varias las razones que llevaron al senado a desarrollar un vínculo mucho más sólido con la UIP que la cámara de diputados en el pasado. En primer lugar, el art. 99o inciso 7o de la constitución nacional, al exigir el acuerdo del senado para el nombramiento y remoción de embajadores, ministros plenipotenciarios y encargados de negocios, pone a esa cámara en un lugar privilegiado en su relación con el poder ejecutivo y en particular con la cancillería. Por otra parte, el presupuesto asignado a las cámaras cada año es idéntico, debiendo atender la cámara alta a 72 miembros, y la cámara baja a 257, tres y media veces más. Esa desproporción se traduce en diferencias concretas tales como, ejemplificativamente, las restricciones presupuestarias que sufren los diputados en relación a pasajes y viáticos para viajar al exterior, pese a haberse reglamentado que la clase económica es la única admitida, aún para los trayectos de largo alcance. Además, durante la década de los años 9́ 0, el trabajo conjunto de Eduardo Menem –hermano del presidente y actual senador Carlos Menem- y Juan Estrada –secretario parlamentario- resultó sumamente fructífero. Producto de ello, el senado cuenta hace décadas con una oficina específicamente dedicada a la UIP, dependiente de la subdirección de diplomacia parlamentaria. En diputados recién a mediados de 2018 se creó a instancias mías, en el ámbito de la nueva dirección general de diplomacia parlamentaria, cooperación internacional y culto, dependiente de la presidencia, la dirección de asuntos legales, técnico-administrativos y de organismos internacionales. 78 La modalidad de división del trabajo en los temas bicamerales nos dejó a nosotros, la cámara baja, a cargo del P20, y a nuestra oficina par en el senado con la responsabilidad de organizar la 140o asamblea de la UIP, que como se señaló en varias oportunidades, finalmente no se realizó en Argentina. 79 Además de presidente provisional del senado, Federico Pinedo integró la poderosa comisión de derechos humanos de los parlamentarios de la UIP, creada en 1976 tras la detención ilegal del senador radical argentino Hipólito Solari Yrigoyen. Para ver antecedentes sobre esta comisión visitar: https://youtu.be/IDPTmKKyUes 80 Designado presidente del grupo geopolítico de América Latina y el Caribe durante la 139° asamblea de la UIP llevada a cabo del 14 al 18 de octubre de 2018 por el período octubre 2018 – octubre 2020.


84 congreso argentino ante la UIP, jugaron un rol crucial81. Con respecto al orden internacional, el primer anuncio del P20 se llevó a cabo en París los días 7, 8 y 9 de febrero de 2018 en el marco de la 6a reunión de la red parlamentaria global de la OCDE.82 En paralelo buscamos la aprobación de la UIP, a la que se propuso formalmente la celebración del P20 el 28 de febrero de 2018, si bien se venía conversando desde algún tiempo atrás. Nuestra estrategia consistía en coorganizar el P20 junto a la UIP siguiendo el modelo de la CPOMC; y sumar con una participación más técnica a la OCDE, que registraba sobrados antecedentes en el ámbito del G20.83 En la práctica encontrar la fórmula más adecuada para articular la iniciativa teniendo en cuenta la naturaleza y los puntos fuertes de las organizaciones relevantes resultó ser un desafío. Sin embargo, el primer P20, coorganizado por UIP y el congreso argentino, contó con participación de la OCDE, por lo que de algún modo logramos lo que nos propusimos. En 6 de abril de 2018 recibimos una nota formal del secretario general de la UIP Martín Chungong en la que felicitaba a los presidentes de ambas cámaras “por esta iniciativa que presenta la ventaja de integrar la perspectiva parlamentaria sobre las conclusiones de los debates a celebrar durante el G20, así como de facilitar una mayor implicación parlamentaria en su implementación”. Nos aseguró que el comité ejecutivo de la UIP estaba muy interesado en el P20 y había recomendado al consejo de gobierno que respaldara su organización, decisión que fue adoptada en Ginebra el 28 de marzo del 2018, durante la 202° sesión de ese cuerpo.84 A partir de entonces comenzó la tarea de diseñar la estructura del 81 Una de las mayores preocupaciones que teníamos era la presupuestaria. El senador Rodolfo Urtubey intercedió ante la entonces senadora Gabriela Cuevas Barrón, presidenta de la UIP, lo que nos permitió lograr condiciones económicas muy favorables, no sólo evitando la financiación de los gastos de traslado y alojamiento de los propios funcionarios de la UIP, sino asimismo logrando aportes económicos de ese organismo internacional que asumió, por ejemplo, el costo de la interpretación durante todo el foro y la cumbre del P20 para los idiomas oficiales (inglés y francés) y el idioma del país anfitrión (español). 82 Participaron por Argentina los diputados nacionales Cornelia Schmidt Liermann y Marcelo Wechsler, y la senadora nacional Lucila Crexell. Ver: https://www.hcdn.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/novedades/novedad_201810 01.html 83 En su sitio web la OCDE señala que “Por invitación de cada Presidencia, las principales organizaciones internacionales participan en las reuniones del G20 para proporcionar aportes importantes y enriquecer la discusión. La OCDE ha actuado como asesora estratégica del G20”. “La OCDE participa en todas las reuniones del Grupo de Trabajo del G20 y proporciona datos, informes analíticos y propuestas sobre temas específicos, a menudo conjuntamente con otras organizaciones internacionales relevantes”. “La OCDE ha estado trabajando estrechamente con el FMI en las estrategias de crecimiento nacional y la agenda de la política estructural como parte del Marco para un crecimiento sólido, sostenible y equilibrado; con la OIT en el empleo juvenil; con el Banco Mundial, el PNUD y otras organizaciones internacionales para el desarrollo; con la AIE sobre combustibles fósiles; y con la OMC y la UNCTAD en el monitoreo de las inversiones y el proteccionismo comercial.” Ver: http://www.oecd.org/g20/about/ Ver, además: http://www.oecd.org/g20/summits/buenos-aires/publicationsdocuments/ para las contribuciones de OCDE a la presidencia de Argentina del G20. 84 Según el acta pertinente, el secretario general de la UIP, Martín Chungong, presentó al consejo de gobierno una lista de reuniones y eventos especializados contenidos en el documento CL/202/13-P.1 y en particular de cuatro de ellos, priorizándose en primer lugar al P20, que quedó aprobado dentro del ítem 13º de los temas tratados. Ver: https://www.ipu.org/download/5006


85 P20, calibrar la agenda, y comenzar el proceso de convocatoria.85 Enriquecidos por las ideas de los distintos actores intervinientes, se sumaron a la cumbre de presidentes de parlamentos -la idea originalun foro previo y una cumbre de mujeres presidentes de parlamentos posterior.86 Si bien se conciliaron la mayoría de las propuestas, no se logró incorporar a todas. Según fueron madurando las consideraciones y reflexiones sobre la configuración del P20, la formulación inicial de la participación de la OCDE se ajustó en consecuencia, manteniéndose el compromiso y la colaboración87. La asociación de la OCDE a la iniciativa era natural, dado su rol como partícipe en algunos de los trabajos más relevantes del G20, como el área tributaria, y donde su red parlamentaria global ya fungía como espacio de acompañamiento para legisladores sobre algunos de los procesos sustantivos del G20. Sin embargo, según el P20 se fue perfilando como un espacio de participación de los parlamentos como instituciones representadas por sus presidentes, con la negociación de una declaración final (de competencia natural de la UIP), la OCDE se ajustó a las circunstancias y el contexto de esa fórmula de la manera que consideraron más adecuada. Asimismo, resultaba muy complejo encontrar una fórmula para asegurar la participación de los miembros de la red de la OCDE, por lo que finalmente se abandonó la idea, reportándola para su consideración en las futuras convocatorias potenciales del P2088. 85 La primera nota “Save the Date” se envió a los presidentes de cámaras (para los sistemas bicamerales) o de asambleas (para los unicamerales) el 30 de mayo de 2018 con las firmas de Gabriela Cuevas Barrón (IPU), Gabriela Michetti (senado de Argentina) y Emilio Monzó (diputados de Argentina). 86 Iniciativa de Gabriela Michetti, por entonces vicepresidenta de la nación y presidenta del senado argentino. Se celebró con éxito el viernes 2 de noviembre de 2018, consistiendo en un almuerzo seguido de una reunión de trabajo. 87 Anthony Gooch me comunicó el 27 de julio de 2018 que, dada la naturaleza más política de la configuración final del P20 y la negociación del comunicado, así como la dificultad de implicar a los miembros de la red parlamentaria global, la organización consideraba más apropiado redefinir la que consideraban que era la mejor manera de contribuir al ejercicio en esta primera edición, manteniendo su compromiso y reafirmando la importancia que asignaba a la iniciativa. Así la OCDE estuvo implicada en el foro con la participación del propio Anthony, quien además de representar a Ángel Gurría -secretario general de la organización- durante la apertura, asumió el rol de Keynote Speaker del primer panel titulado: “Cumbre de Líderes del G20 en Buenos Aires: Afrontando los retos de un mundo cambiante”. 88 El foro surge como resultado de la búsqueda de alternativas para ampliar la participación de los parlamentos en el P20 más allá de sus presidentes. OCDE impulsaba, como es lógico, una participación plena de los miembros de su red parlamentaria global, ya que están bien informados sobre los trabajos del G20 y activamente implicados en sus procesos a través de las actividades de esta red, algo que daría profundidad y concreción a las discusiones en el P20, mientras nosotros advertíamos dos dificultades para acceder a ese pedido: a) la capacidad de la infraestructura con la que contábamos si queríamos mantener la celebración en el palacio legislativo; y b) el respeto por la regla conforme a la cual el P20 debía mantener el espíritu y las principales pautas de organización del G20. Por otro lado, los presidentes de los parlamentos, como representantes de sus instituciones al más alto nivel, tenían la prerrogativa de definir la delegación parlamentaria que los acompañaría, y resultaba difícil buscar una fórmula para asegurar que legisladores miembros de la red de la OCDE formaran parte de las delegaciones de sus respectivos parlamentos. Los equipos de las tres instituciones, UIP (Anda Filip y Akiyo Afouda), OCDE (Silvia Terrón) y el congreso argentino (representado por mí en consulta permanente con las autoridades de ambas cámaras) habíamos diseñamos el siguiente esquema de participación: las instituciones organizadoras (UIP y el CNA) invitarían a los presidentes de parlamentos con los siguientes cupos: (i) 1 + 3 para el foro, y (ii) 1 + 2 para la cumbre, pero aplicando a este último un sistema rotativo. La OCDE por su parte informaría a los miembros de su red de esa invitación a fin de que pudieran formular internamente su incorporación a las delegaciones de sus respectivos parlamentos. Debo reconocer que el mecanismo era engorroso, pero debíamos evitar la contingencia que podría haber implicado habilitar la posibilidad de que se inscribieran legisladores por fuera del ámbito decisorio de los presidentes de las cámaras o asambleas parlamentarias, principales destinatarios del P20.


86 Otro punto conflictivo fue la fecha de celebración del P20. Los indicadores que se tuvieron en cuenta fueron varios. 89 A mitad de camino, adoptados e institucionalizados los días miércoles 30 de noviembre, jueves 1º y viernes 2° de diciembre de 2018 como las fechas oficiales, se planteó organizarlo más cerca de la cumbre de jefes de estado y de gobierno del G20, lo que finalmente no resultó viable.90 El diseño final del P20, moldeado por nosotros junto a la UIP y la imposición de la propia realidad91 consistió en un foro de debate previo en el que intervinieron tanto presidentes de parlamentos como parlamentarios junto a los líderes de los grupos de afinidad del G2092 en un formato abierto y participativo 93. Posteriormente se llevó a cabo la cumbre de presidentes de parlamentos del G20, restringida a los líderes94, que contó con la particularidad de impulsar una declaración conjunta que requería unanimidad. El presupuesto para la organización del P20 fue otro gran desafío sorteado con éxito.95Por último, destaco como estratégica la importancia 89 La fecha, por supuesto, constituye uno de los elementos más estratégicos y delicados. En su definición influyen variables de todo tipo. Siempre existió consenso en torno a la propuesta original de Argentina de celebrar el P20 entre la fecha de la última cumbre de los grupos de afinidad del G20, prevista para principios de octubre de 2018, y la cumbre de jefes de estado y de gobierno del G20, fijada el 30 de noviembre y 1° de diciembre de 2018. Es decir, teníamos un margen de poco menos de dos meses, entre octubre y noviembre. A nivel internacional octubre estaba prácticamente vedado, porque la propia UIP celebraba su 139° asamblea en Ginebra entre el 14 y el 18 de octubre, por lo que todos los equipos estarían abocados a la misma, incluyendo los dedicados a atender al P20. Además, debíamos dejar como mínimo una semana de distancia entre esa asamblea y el P20, porque muchos de los que participarían de la asamblea –parlamentarios y staffers-, coincidirían en ambos eventos. A nivel doméstico el principal asunto parlamentario a tratar durante el año era el presupuesto nacional para el año 2019. El presidente de la cámara baja, Emilio Monzó, especuló que de aprobarse sería antes de finalizar el mes de octubre, tal como finalmente ocurrió (la media sanción se produjo el jueves 25 de octubre de 2018 a la madrugada). También debíamos tener en cuenta la fecha de renovación de las autoridades de la cámara, que se lleva a cabo anualmente, y que incluye a la propia figura del presidente de la cámara. Según el reglamento de la HCDN, artículo 1º, la denominada sesión preparatoria debe ser convocada dentro de los primeros diez días del mes de diciembre de cada año. Otra variable no menos importante son las agendas de los miembros del G20, en particular la electoral. Durante 2018 hubo elecciones por ejemplo en México –el 1° de julio de 2018-; en Brasil –la primera vuelta el 7 de octubre y la segunda el 28 del mismo mes-; en los EE.UU. –el 6 de noviembre-, con la consecuente renovación de autoridades en los parlamentos. Obsérvese cómo el timing de la propia cumbre de líderes del G20 -la primera en Sudamérica y la segunda en Latinoamérica- afectó la representación regional, al quedar excluidos dos de tres líderes de la región, AMLO de México y Jair Bolsonaro de Brasil. 90 Gabriela Cuevas Barrón imaginaba un P20 en el que los presidentes de parlamentos pudieran intercambiar opiniones con representantes del más alto nivel de los gobiernos de los países miembros del G20 y de la unión europea. En ese esquema lo ideal era pegar la fecha del P20 a las reuniones de cierre de sherpas y ministros de finanzas, previstas entre el 26 y el 29 de noviembre. El factor crítico que produjo el descarte de la propuesta fue la seguridad y la pauta no escrita de no sumar mayor complejidad a la organización de la cumbre de líderes de estado y de gobierno. El calendario del G20 puede consultarse en https://www.g20.org/es/calendario. 91 La activa participación de representantes de gobiernos de países miembros del G20 y de la unión europea en el P20 resultó imposible. Ante el impedimento de trasladar la fecha del P20 a las reuniones previas a la cumbre de líderes del G20, si bien se invitó a cancilleres, ministros de economía, finanzas y comercio, en todos los casos las respuestas fueron negativas. Los únicos representantes de gobierno fueron de Argentina -el país anfitrión y presidente del G20- por obvias razones: el sherpa embajador Pedro Villagra Delgado –durante el Foro- y el canciller embajador Jorge Faurie –durante la cumbre-. 92 Se invitó a participar del P20 al B20 (Daniel Funes de Rioja), al C20 (María Emilia Berazategui), al T20 (José Siaba Serrate), y al W20 (Susana Balbo), más allá que estuvieron presentes en los debates los comunicados finales de las cumbres de todos los grupos de afinidad. 93 Todo el desarrollo del P20 (foro y cumbre de líderes) -con excepción únicamente de la cumbre de líderes mujeres que se realizó en el senado- fue transmitido en vivo a través del sistema de streaming en las redes sociales de la HCDN –en particular YouTube- y a través de pantallas gigantes colocadas afuera de los lugares de las reuniones, tanto en el hall del anexo como dentro del palacio legislativo. 94 Esa restricción planteó un cierto desajuste entre el foro -abierto a parlamentarios- y la cumbre -limitada a los líderes-. A diferencia del G20, que dura todo un año en el que se desarrollan decenas de reuniones –casi 60- el P20 se limitó apenas a tres días que incluyeron tres eventos diferentes. Tal vez convendría pensar en el futuro, en organizar reuniones preparatorias más amplias y participativas durante todo un año, manteniendo la restricción de la cumbre a los líderes, tal como ocurre con el G20. 95 La instrucción de Monzó fue hacer el P20 por administración –sin tercerización- y al menor costo posible. Esa pauta nos permitió acordar con UIP condiciones atípicas y muy favorables para Argentina, tales como no sólo no asumir ningún costo


87 de las relaciones interpersonales de los actores detrás del proceso de toma de decisiones e indefectiblemente, algo de suerte.96 Desde que adoptamos la decisión de organizar el P20 hasta el día que se implementó hubo muchísimas gestiones orientadas a profundizar las relaciones entre los actores clave asociados a la iniciativa. Emilio Monzó y Gabriela Cuevas Barrón tuvieron oportunidad de verse durante la CPOMC en diciembre de 2017 en Buenos Aires y durante la 138o Asamblea de la UIP en Ginebra, a fines de marzo de 2018, cuando se firmó el acuerdo para la organización de la 140° Asamblea en Buenos Aires. Los senadores Federico Pinedo y Rodolfo Urtubey, como el resto de la delegación UIP del Senado argentino; así como los diputados nacionales, en particular Cornelia Schmidt Liermann -presidente de la CREyC- también han construido sólidas relaciones no sólo con la presidenta de UIP sino asimismo con su Secretario General, el africano Martín Chungong. En mi experiencia personal la posibilidad del diálogo presencial resultó absolutamente clave. Además de las Asambleas de UIP celebradas en Ginebra en marzo y octubre de 2018, tuve oportunidad de dialogar con Gabriela Cuevas Barrón en representación de Emilio Monzó sobre aspectos organizativos del P20 en ciudad de México -durante las elecciones presidenciales- y en Nueva York en el mes de julio -con motivo del Foro de Alto Nivel Político sobre Desarrollo Sostenible de Naciones Unidas-; y apenas unos días antes del P20 en el mes de octubre en Bakú, Azerbaiyán, durante el Foro Humanitario Internacional. La misma reflexión resulta aplicable a la OCDE, mediando las visitas a su sede en París en marzo de 2018 –en oportunidad de la cumbre de los presidentes de ambas Cámaras del Congreso argentino, Gabriela Michetti y Emilio Monzó, con Angel Gurría, Secretario General de ese organismo- y posteriormente durante el Foro 2018 de fines de mayo –cuando se celebró una nueva cumbre con Gurría pero con los entonces presidentes de los interbloques Cambiemos, Mario Negri; Argentina Federal, Pablo Kosiner; y Frente Renovador, Graciela Camaño.

de transporte ni de alojamiento, sino además, como se señaló anteriormente, que la interpretación para los idiomas oficiales (inglés, francés y español) fuera solventada por esa organización internacional, que con ese gesto demostró claramente su interés por la realización del P20. 96 A partir de los hechos de violencia producidos durante la denominada contra- cumbre de Seattle organizada entre el 29 de noviembre y el de 3 diciembre de 1999 durante la 3a conferencia ministerial de la OMC, considerada el inicio de una nueva etapa del movimiento antiglobalización, cualquier evento que reúna a actores relevantes de gobiernos e instituciones vinculadas con la gobernanza mundial debe prever medidas de seguridad adecuadas para evitar o minimizar el riesgo de enfrentamientos con manifestantes o adherentes a ese movimiento. Esa hipótesis no se produjo durante las reuniones de la OMC ni del G20 en diciembre de 2017 y 2018, ni en las parlamentarias asociadas a las mismas organizadas por nosotros pocos días antes. Sin embargo, sí hubo altísimos niveles de riesgo derivados de situaciones netamente domésticas. El 14 de diciembre de 2017, pocos días después de celebrada la conferencia parlamentaria sobre la OMC en el palacio legislativo, en el mismo recinto donde se llevó a cabo este importante evento internacional, la cámara de diputados debió suspender la sesión en la que se trataba un proyecto de ley de reforma del sistema de jubilaciones y pensiones por la violencia desatada en las calles alrededor del edificio. Ver: https://elpais. com/internacional/2017/12/14/argentina/1513274935_019215.html En el mismo sentido, pero en forma previa, durante las dos semanas anteriores al inicio del P20 también se registraron graves disturbios en los alrededores del congreso, esta vez asociados al debate de la ley del presupuesto de la administración pública nacional para el año 2019. Ver https://elpais.com/internacional/2018/10/24/argentina/1540411533_850263.html La experiencia de la CPOMC nos sirvió de ejemplo. Sin embargo, personalmente, creo que a la planificación estratégica y a la excelencia en la implementación resulta imperativo contar con un poco de suerte.


88 A. EL FORO El miércoles 31 de octubre durante todo el día, y el jueves 1º de noviembre por la mañana se llevó a cabo el Foro Parlamentario en el contexto de la Cumbre de Líderes del G20. Ese mismo jueves 1º por la tarde y viernes 2 por la mañana se llevó a cabo la Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 (P20). Participaron en la ceremonia inaugural: •

Emilio Monzó,

• •

Gabriela Cuevas Barrón, Anthony Gooch,

presidente de la cámara de diputados de Argentina presidenta de la UIP

en representación del secretario general de la OCDE Gabriela Michetti,

vicepresidente de Argentina y presidenta del senado.

1° Panel La Cumbre de Líderes del G20 de Buenos Aires: enfrentando los desafíos de un mundo cambiante. • •

Anthony Gooch, de OCDE, como orador Pier Ferdinando Casini, diputado, Italia

principal.

• • •

Ivan Melnikov, 1er VP de la Duma, Rusia Hao Mingjin, VP del comité permanente del CNP, Pedro Villaga Delgado, sherpa G20, Argentina

(ex presidente de la UIP)

Moderadora: Cornelia Schmidt Liermann,

Argentina

China

presidenta de la CREyC,

2° Panel Implementación de los compromisos anteriores del G20: el camino a seguir. •

Julia Pomares,

Leonid Slutsky,

directora ejecutiva de CIPPEC, del T20 Argentina presidente, comisión de asuntos internacionales, Duma, Rusia

Moderador: Eduardo Amadeo,

Argentina

presidente, comisión de finanzas,


89 3° Panel Financiamiento para el Desarrollo.

• •

Binali Yildirim,

presidente, gran asamblea nacional,

Susana Balbo,

presidenta, W20, Argentina

Turquía

La Perspectiva de los ODS.

• • Panel del foro sobre “El Futuro del Trabajo” Izquierda a derecha: - Daniel Funes de Rioja, presidente del B20 Argentina; - Ankie-BroekersKnol, presidenta del senado de los Países Bajos, -Thandi Modise, presidenta del consejo nacional de las provincias de Sudáfrica; - Shobha Karandalaje, diputada miembro de la cámara de representantes de India; - Youn Kwan-suk, miembro de la asamblea nacional de la República de Corea.

• •

Till Mansmann, cooperación y desarrollo económico, Bundestag, Alemania Yan Si, comité permanente y comité de medio ambiente del CNP, China Shri T.K. Rangarajan, MP, Rajya Sabha, India René Mauricio Valdéz, coordinador residente, ONU

Que el desarrollo funcione para las mujeres.

• • • •

Ockje Tellegen, VP

Países Bajos

1º, cámara de representantes,

Maya Fernández Allende,

Chile

presidenta, cámara de diputados,

Nurhayati Ali Assegaf, diputada,

Indonesia

Shobha Karandalaje,

India

Moderadora: Baronesa Hooper,

cámara de representantes,

diputada, cámara de representantes,

cámara de los lores, Reino Unido.


90

- Youn Kwan-suk, Corea; - Antares G. Vázquez Alatorre, México; - José Ignacio Salafranca SánchezNeyra, PE; Gabriela Cuevas Barrón,UIP; Federico Pinedo, Argentina; - Shobha Karandlaje, India; - Daniel Funes de Rioja, Argentina - José Siaba Serrate, Argentina; -Nigel Evans, Reino Unido; - Federico Pinedo / Lucila Crexell / Marcelo Wechsler / Akiyo Afouda - Ankie BroekersKnol, Países Bajos.


91 4° Panel Garantizar una gobernanza transparente y efectiva, libre de corrupción. • • • • •

presidente, comisión de asuntos exteriores, parlamento europeo. Fadli Zon, presidente, GOPAC y VP de la cámara de representantes, Indonesia Ilias Umakhanov, VP del consejo de la federación, Rusia Xu Xianming, del comité permanente del CNP, China Emilia Berazategui, C20 Argentina David McAllister,

Moderadora: Carole Bureau-Bonnard,

Panel del foro sobre “Multilateralismo que apoya el comercio sostenible”. Izquierda a derecha: - José Siaba Serrate, T20 Argentina; - Iuliu Winkler, parlamento europeo; - Nigel Evans, cámara de los comunes, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte; - Shri T. K. Rangarajan, Rajya Sabha, India; y - Min Kyung-wook, miembro de la asamblea nacional de la República de Corea.

VP, asamblea nacional, Francia

5° Panel Multilateralismo que apoya el comercio sostenible. • • •

Iuliu Winkler, eurodiputado, parlamento europeo José Siaba Serrate, T20 Argentina Shri T. K. Rangarajan, Rajya Sabha, India

Moderador: Nigel Evans, miembro

Reino Unido

de la cámara de los comunes,


92 6° Panel El futuro del trabajo. • • •

Daniel Funes de Rioja, presidente, B20 Argentina Ankie Broekers-Knol, presidenta, Senado, Países Bajos Shobha Karandalaje, diputada, cámara de representantes,

India

Moderadora: Thandi Modise,

Sudáfrica

presidenta, consejo nacional de provincias,

Conclusiones y clausura Estuvieron a cargo de: • •

Federico Pinedo, presidente

Argentina

Gabriela Cuevas Barrón,

provisional del senado,

presidenta de la UIP

Fotografía tomada al terminar el foro parlamentario del G20 en Buenos Aires.


93 B. LA CUMBRE La cumbre de presidentes de parlamentos del G20 comenzó con una recepción oficial de las delegaciones y sus embajadores por parte de los presidentes de ambas cámaras del congreso de Argentina, el país anfitrión, Gabriela Michetti, por el senado, y Emilio Monzó, por diputados. Durante la ceremonia se lució nuestra orquesta. Apertura:

• • • •

estuvo a cargo de:

Gabriela Cuevas Barrón, presidenta de la UIP Emilio Monzó, presidente de la cámara de diputados,

Argentina

Jorge Faurie, embajador y canciller, Gabriela Michetti, vicepresidenta de

del senado, Argentina

Argentina la Nación y presidenta

Presentación del proyecto de documento final para ser examinado por los presidentes de los parlamentos del G20. Discusión interactiva sobre temas clave bajo consideración de la Cumbre de Líderes del G20 de Buenos Aires.

Los temas de agenda fueron, entre otros, el futuro del trabajo; la lucha contra la corrupción; y el empoderamiento de las mujeres. Se registraron previamente como oradores los siguientes parlamentarios: • María Rosaria Carfagna, vicepresidenta, cámara de diputados, Italia • Fadli Zon, vicepresidente, cámara de representantes, Indonesia • Binali Yildirim, presidente, gran asamblea nacional, Turquía • Akiko Santo, senadora, cámara de los consejeros, Japón • Thandi Modise, presidenta, cámara nacional de provincias, Sudáfrica • Patricia Bovey, senadora, senado, Canadá • Ana Pastor, presidenta, congreso de los diputados, España • Pío García Escudero, presidente, senado, España • Sumitra Mahajan, presidenta, Lok Sabha, India • Ahn Gyuback, presidente, comité de defensa, asamblea nacional, Corea Moderadora: Cornelia Schmidt Liermann,

presidenta, CREyC, Argentina


94 El rol de los Parlamentos en la arquitectura del G20

Se registraron previamente como oradores los siguientes parlamentarios: • • • • •

Binali Yildirim,

quía

presidente, gran asamblea nacional, Tur-

Ilias Umakhanov,

Rusia

vicepresidente, consejo de la federación,

Ivan Melnikov, VP 1º, duma, Rusia Sumitra Mahajan, presidenta, Lok Sabha, India Hao Mingjin, VP, comité permanente del CPN, China

Moderador: Federico Pinedo,

presidente provisional, senado, Argentina

Adopción del documento final por consenso.

Momento en el que se presta asentimiento al documento previamente negociado por las delegaciones. El empoderamiento de las mujeres en la agenda global. Cumbre de presidentas mujeres de parlamentos del G20.

Se registraron previamente como oradores las siguientes parlamentarias: • • • • • • • • • •

Gabriela Michetti, vicepresidenta de la Nación y presidenta del senado, Argentina Maya Fernández Allende, presidenta de la cámara de diputados, Chile Sumitra Mahajan, presidenta, Lok Sabha, India Mara Carfagna, vicepresidenta, cámara de diputados, Italia Ankie Broekers-Knol, presidenta, senado, Países Bajos Thandi Modise, presidenta del consejo nacional de provincias, Sudáfrica Ana Pastor, presidenta, congreso de los diputados, España Baronesa Hooper, cámara de los lores, Reino Unido Patricia Bovey, senadora, senado, Canadá Akiko Santo, senadora, cámara de los consejeros, Japón

Moderadora: Gabriela Cuevas Barrón, presidenta,

UIP


En la cancha se ven los pingos.

97

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

95

Llegó el día y el congreso argentino se lució. El viernes 1º de noviembre cerró exitosamente el primer P20 de la historia. Las anécdotas fueron tan variadas como el color de las distintas delegaciones, cuya presencia en el congreso argentino brindó un panorama surrealista. Líderes parlamentarios y diplomáticos de todo el mundo 98 circularon durante tres días a pie entre el palacio legislativo y el anexo de la cámara de diputados sin vallados ni cortes de calles, sin que se produjera un solo incidente. Las deliberaciones fueron transmitidas en vivo y contaron para su cobertura con un programa especial de Diputados TV conducido por los periodistas Fernando Fraquelli y Martín Dinatale. 99

97 Refrán popular que se utiliza para darse ánimo antes de afrontar una tarea o una misión compleja,en la que no se sabe si se conseguirán los fines perseguidos. “Todo nace en las carreras de caballos, donde los apostadores suelen tener conjeturas acerca del potencial de los pingos, antes de ver su rendimiento en la cancha, es decir, en la pista”, del sitio web “Significado y origen de expresiones famosas” (Wordpress.com). El término “pingo” se utiliza como sinónimo de “caballo”. 98 Sauditas, alemanes, brasileños, canadienses, chinos, coreanos, franceses, indios, indonesios, italianos, japoneses, mexicanos, estadounidenses, rusos, sudafricanos, turcos, británicos, españoles, chilenos, holandeses, jamaiquinos, checos –como el VP de la unión europea- y argentinos. 99 Entre noviembre y diciembre de 2018 se emitieron 9 programas en DTV, Diputados TV, que contienen casi 40 (cuarenta) entrevistas difundidos a través de canal 36 de Cablevisión flow, canal 21 de Telecentro, canal 29 de TDA Satelital y el canal de YouTube de la cámara: 1er. Programa: https://youtu.be/DZLLOntxSo8 2do. Programa: https://youtu.be/CNVxacs9kSg 3er. Programa: https://youtu.be/UL6ygDhUrrI 4to. Programa: https://youtu.be/0z0vVePCgO0 5to. Programa: https://youtu.be/1bKxJNvPJpc 6to. Programa: https://youtu.be/Z8VdSVG7D5c 7mo. Programa: https://youtu.be/5nLvwQcTPac


96 Se dio aquello que reclamó Anthony Gooch durante su disertación en el foro: que los líderes fueran percibidos cercanos por la comunidad. 100

Durante los tres días el congreso argentino siguió funcionamiento regularmente. 101 El P20 pasó la prueba. 102 8vo. Programa: https://youtu.be/CVveMzDz85k 9no. Programa: https://youtu.be/S-Jh0cQA1HI Los entrevistados fueron autoridades de la UIP (Gabriela Cuevas Barrón y Martín Chungong); OCDE (Anthony Gooch); del congreso argentino (Federico Pinedo); y de las delegaciones parlamentarias (Thandi Modise de Sudáfrica; Leonid Slutsky de la Federación Rusa; Adbullah Al Sheikh de Arabia Saudita; Carole Bureau-Bonnard y Philippe Dallier de la República Francesa; Inmaculada Rodríguez-Piñero Fernández y José Ignacio Salafranca Sanchez de la UE; Shobha Karandlaje de India; Ahn Gyuback de Corea del Sur; Nurhayat Ali Assegaf de Indonesia; la Baronesa Hooper de Reino Unido; y Pier Ferdinando Casini de Italia); líderes de G20 del gobierno argentino (Pedro Villagra Delgado y Laura Jaitman); diputados argentinos líderes en diplomacia parlamentaria, presidentes de GPA asociados al G20: Cornelia Schmidt Liermann, que además de presidir el GPA G20 presidía Alemania y era presidenta de la comisión de relaciones exteriores y culto; Carmen Polledo, República Popular China; Ezequiel Fernandez Langan, UE; Astrid Hummel, Singapur; Eduardo Amadeo, Reino Unido; Karina Banfi, Corea del Sur; Beatriz Avila, Turquía; y Fernando Iglesias, República Italiana); embajadores; referentes de los grupos de afinidad (Gustavo Martínez por B20 y Juliana Bonetto por W20); y yo en el primer programa como responsable de la organización, en representación de la presidencia de la cámara baja. 100

El representante de OCDE ante el P20 se refirió a la paradoja entre el deseo del G20 de acercarse a la ciudadanía y articular iniciativas que tengan un impacto positivo en la vida de los ciudadanos, por un lado, y por otro las necesidades logísticas y de seguridad de una cumbre de tal magnitud, lo que contrasta con la experiencia de un ciudadano medio al que se le dificultan sus rutinas y el tránsito por su ciudad.

101  Lo único inusual fueron las más de una decena de cabinas ubicadas a ambos lados de Av. Rivadavia para brindar los servicios de interpretación a las distintas delegaciones; y los contenidos de una pantalla gigante ubicada en el hall de entrada al anexo de la cámara de diputados, en la que empleados y transeúntes se paraban a escuchar los debates de alto nivel de los líderes de todas las regiones del mundo sobre temas y preocupaciones comunes. 102  Una coincidencia no menor entre las delegaciones visitantes –expresada en sus notas de felicitaciones- fue la buena organización y, sobretodo, la calidez de los argentinos.

Tan importante como la atención de los visitantes durante las reuniones oficiales del P20, desarrolladas en el palacio legislativo (la cumbre) y en el anexo de la cámara de diputados (el foro), fueron los eventos sociales, donde también nos ayudó la suerte y una enorme generosidad de colegas y amigos de otras organizaciones. Uno de los más destacados fue la velada en el Teatro Colón, una de las salas de ópera más importantes del mundo, cuyo rico y prestigioso historial y las excepcionales condiciones acústicas y arquitectónicas de su edificio lo colocan al nivel de teatros como la Scala de Milán, la Ópera de París, la Ópera de Viena, el Covent Garden de Londres y el Metropolitan de Nueva York (https:// teatrocolon.org.ar/es). Durante la jornada se presentaron escenas de óperas de Mozart con solistas de canto y la orquesta académica de la Ópera del Instituto Superior de Arte del teatro, bajo la dirección de Ezequiel Silberstein. Lo curioso es que cuando intentamos agendar la fecha, el miércoles 31 de octubre de 2018, nos dijeron que estaba ocupado. Una noche durante mi estadía en Bakú, Azerbaiyán, durante el VI Baku International Humanitarian Forum, recibí un llamado de Teresa González Fernández, una persona a quien admiro y considero una gran amiga, vicepresidenta de ALPI, una ONG argentina muy prestigiosa que hace casi ochenta años se dedica a la rehabilitación de personas con discapacidad motriz que sufren algún tipo de deficiencia motora debido a una enfermedad o accidente; y por entonces también parlamentaria del Mercosur. Me invitaba a la gala solidaria por los 75 años, bodas de brillantes, de esa organización. ¿Dónde? En el Teatro Colón. Le expliqué la situación y con una generosidad extraordinaria permitió que nuestros prestigiosos invitados no sólo disfrutaran de la velada, sino además que lo hicieran desde los mejores lugares, incluyendo el balcón de honor, presidencial o Royal Box como lo denominan los británicos, así como en los palcos aledaños. Otro gesto sumamente generoso fue el de Pablo Garzonio, responsable de diplomacia parlamentaria de la legislatura de la ciudad autónoma de buenos aires, otro gran amigo y colega, quien ofició de anfitrión para la despedida que le organizamos a las delegaciones extranjeras en el salón dorado del palacio legislativo porteño, inspirado en la galería de los espejos del Gran Trianón, que integra el palacio real de Versalles, prototipo de la arquitectura francesa clásica, decorado por Charles Lebrun en el siglo XVIII. Ver: https://www.legislatura.gov.ar/seccion/salon-dorado.html Por último, también fue un éxito el asado que organizamos en el quincho de la asociación argentina de polo frente a la cancha 1 del campo argentino de polo en el barrio de palermo, donde resultó invaluable la ayuda de su presidente, Eduardo Novillo Astrada, y de Maximiliano Funes, gerente de relaciones institucionales de la entidad, otro gran amigo, siempre predispuesto a recibir a líderes extranjeros a nuestro pedido.


97 Pero la verdadera hazaña más allá de lo logístico fue lograr una declaración de consenso. Bastaba que un solo país se opusiera para bloquear el documento.

Como síntesis, los líderes se comprometieron a trabajar juntos para encontrar soluciones duraderas a los desafíos clave de un mundo cambiante, incluyendo en particular el futuro laboral; el financiamiento para el desarrollo en el marco de la Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible y sus 17 ODS, que comprenden el combate contra la pobreza y hambre cero, el cambio climático, la lucha contra la corrupción, el empoderamiento de mujeres y jóvenes, educación de calidad para la nueva era de tecnología e innovación; así como un renovado compromiso por el multilateralismo. Una declaración en línea con la visión de la presidencia argentina del G20 de construir consenso para un desarrollo equitativo y sostenible.103 103

https://g20.argentina.gob.ar/es/vision-de-la-presidencia-argentina


98

Los líderes parlamentarios señalaron además que es necesario trabajar en lo que denominaron la “brecha democrática” en las relaciones internacionales, demandando que la voz de los parlamentos sea escuchada sistemáticamente en el contexto de las reuniones multilaterales, incluidas las cumbres del G20. Por último, ratificaron su compromiso de continuar el trabajo conjunto iniciado en buenos aires al nivel de las presidencias de los parlamentos de los países del G20 y la unión europea, dando la bienvenida a una nueva cumbre del P20 en japón en 2019. Se dieron cita los líderes de los parlamentos del G20: Argentina, Alemania, Arabia Saudita, Brasil, Canadá, China, Corea, Francia, India, Indonesia, Italia, Japón, México, Rusia, Sudáfrica, Turquía, el Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte y la Unión Europea, a los que se sumaron España como invitado permanente y Chile y Países Bajos como invitados especiales de Argentina. También estuvo presente Jamaica por ostentar la presidencia del CARICOM104. El nivel de participación fue uno de los más altos entre las reuniones de parlamentos del G20. En el 1º G20 parlamentario organizado por Canadá participaron 5 presidentes de parlamentos (Canadá, Arabia Saudita, Corea del Sur, Sudáfrica y Turquía), 8 vicepresidentes (China, Francia, India, Italia, Japón, México, Rusia y Unión Europea), y 2 embajadores (Argentina y EE.UU.). No estuvieron presentes ni Australia ni Alemania. 104

Apertura de la cumbre de presidentes de parlamentos del G20, el jueves 1º de noviembre de 2018. Salón Delia Parodi. H. Cámara de Diputados. Palacio Legislativo. Congreso de la Nación Argentina. En la cabecera, de izquierda a derecha: Gabriela Cuevas Barrón, presidenta de la UIP; Emilio Monzó, presidente de la HCDN; Gabriela Michetti, presidenta del senado de Argentina y vicepresidenta de la Nación; y el embajador Jorge Faurie, canciller de la República Argentina, el país anfitrión.

Australia adujo superposición de fechas con asuntos impostergables en su agenda parlamentaria. EE.UU. la celebración de las elecciones de medio término, pero envío a su embajador en Argentina.


99

Foto oficial del P20 Argentina 2018.

En el 2º G20 parlamentario organizado por Corea participaron 9 presidentes de parlamentos (Arabia Saudita, Brasil, Canadá, Corea, India, Indonesia, México, Rusia y Turquía), 6 vicepresidentes (Argentina, China, Francia, Italia, Japón y Unión Europea) y legisladores de los EE.UU. y el Reino Unido. No estuvieron presentes ni Australia ni Alemania. En el 3º G20 parlamentario organizado en Arabia Saudita participaron 7 presidentes de parlamentos (Arabia Saudita, Argentina, Brasil, Canadá, Corea, Indonesia y Turquía), 5 vicepresidentes (China, Indonesia, Italia, Rusia y Unión Europea) y un embajador (México). No estuvieron presentes Alemania, Australia, Francia, Japón, Sudáfrica, ni los EE.UU. ni el Reino Unido. En el 4º G20 parlamentario organizado por México participaron 8 presidentes de parlamentos (Arabia Saudita, Argentina, Brasil, Canadá, Corea, México, Sudáfrica y Reino Unido), 5 vicepresidentes (China, Indonesia, Rusia, Turquía y Unión Europea) y legisladores de Francia, y Japón. No estuvieron presentes Alemania, Australia, India, Italia ni los EE.UU. En el P20 en Argentina participaron 12 presidentes de parlamentos (de Arabia Saudita, Argentina, Chile, España, India, Jamaica, Países Bajos, Sudáfrica y Turquía), 11 vicepresidentes (de Brasil, China, Francia, Indonesia, Italia, Países Bajos, Rusia y Unión Europea), legisladores de 6 países (Alemania, Canadá, Corea, Japón, México y Reino Unido), y un embajador (de los EE.UU.). El único país que no estuvo presente ni en Argentina ni en las cuatro reuniones parlamentarias del G20 anteriores fue Australia.


100 Decididamente el congreso argentino fue escenario de un hito histórico que difícilmente se repita en el futuro. 105 A continuación, algunos de los líderes parlamentarios que participaron de la quinta reunión parlamentaria del G20 y primer Parliaments´20 (P20) celebrado en Buenos Aires en el año 2018:

1. Carole Bureau Bonnard y Philippe Dallier Asamblea Nacional y el Senado de Francia. 2. Senadora Antares G. Vázquez Alatorre, México. 3. Ankie Broekers -Knol Senado, Países Bajos 4. Ana María Pastor Julián y Pío García Escudero Congreso de los Diputados y el Senado de España 5. Binali Yildirim, Gran Asamblea Nacional, Turquía 6. Fadli Zon, Indonesia

105  Tal como lo señala Jorge Arguello en “¿Quién gobierna al mundo? El rol del G20 en el nuevo orden mundial”, de Editorial Capital Intelectual (2018), pág. 18, “… hasta 208 Argentina nunca había sido sede ni de una cumbre de ministros ni de una de líderes del G20, a diferencia de los otros dos miembros latinoamericanos del Grupo (Brasil albergó una reunión ministerial en 2008; México otra en 2003, y en Los Cabos 2012 fue anfitrión de la cumbre de líderes)”. Y expresa más adelante: “Pero, demás, conlleva una oportunidad política y diplomática que difícilmente se repita”.


101

7. Sumitra Mahajan Lok Sabha, India 8. Thandi Modise Consejo Nacional, Sudáfrica 9.Patricia Bovey Senadora, Canadá 10. Abdullah Almoneef, Shura Arabia Saudita 11. María Rosaria Carfagna, Diputados, Italia 12. Ivan Melnikov (Duma) - Ilias Umakhanov (Consejo de la Federación), Rusia. 13. Pavel Telicka, Parlamento Europeo 14. Akiko Santo, Senado, Japón 15. Baronesa Hooper, Cámara de los Lores, UK 16. Gabriela Cuevas Barrón Presidenta de la UIP


102 Acerca de cómo se construyó la Declaración Conjunta del P20 Los documentos finales de las grandes cumbres de líderes constituyen el indicador más importante de su nivel de éxito o fracaso, si bien no el único. Una de las principales características de las cumbres del G20 es la rigurosidad de sus declaraciones y lo sofisticado del proceso de elaboración de las mismas. Sin lugar a dudas la rotación de las presidencias y la inexistencia de estructuras de gobierno y administración permanentes; la metodología combinada de la troika y los sherpas; el poder y apoyatura con la que cuentan los primeros mandatarios -el grupo de personas más poderosas del mundo, al menos durante sus jefaturas-; así como la interacción con los grupos de compromiso, convierten a las decisiones adoptadas por el G20 en únicas en su especie. Cuando decidimos organizar el P20 en Argentina nos planteamos como guía hacerlo “en espejo” al G20. Sin embargo, las diferencias entre las capacidades de los gobiernos y de los parlamentos son enormes, en especial en los regímenes presidencialistas, como veremos más adelante. La metodología para la elaboración del documento final del P20 Argentina 2018 fue la siguiente: a.

b.

c.

d.

e.

f.

El Congreso de la Nación Argentina, como anfitrión, a través de las presidencias de ambas cámaras, elaboró un primer borrador en consulta con la unidad G20 perteneciente al poder ejecutivo, es decir, al gobierno. El primer borrador fue enviado a la secretaría general de la UIP, que mediando un diálogo fluido con el congreso argentino lo enriqueció. La última versión del borrador, considerado como tal un documento “oficial”, fue enviada a todos los parlamentos miembros del G20 para su consideración y análisis, fijándose un plazo y una fecha límite para el envío de observaciones, comentarios y propuestas. Vencido el plazo la UIP sistematizó todos los aportes recibidos y elaboró, previa reformulación del borrador, un proyecto de declaración, también en consulta con el anfitrión. El día jueves bien entrada la tarde, una vez finalizado tanto el foro previo como la etapa deliberativa de la cumbre, se llevó a cabo una reunión técnica para ajustar los últimos detalles de la declaración final. Con el mandato de sus respectivos líderes, los equipos de los parlamentos participantes terminamos de pulir la propuesta. Al día siguiente, la redacción final fue revisada y aprobada por los líderes.


103

La coordinación quedó a cargo de la UIP (embajadora Anda Filip) y por el anfitrión la diputada Cornelia Schmidt Liermann (presidenta de la CREyC de diputados). En la foto referentes de China, India, Reino Unido, Turquía, Unión Europea, entre otros. Yo asumí la representación de Argentina.


104 Quisiera dejar en claro la importancia de los equipos de apoyo de los líderes parlamentarios, toda vez que cumplen un rol central, aunque invisible. Sus aciertos o errores impactan en forma directa en el desempeño de aquéllos y, por ende, en la gestión de diplomacia parlamentaria propia y la de sus respectivos cuerpos, comprometiendo la imagen e intereses del país al que representan. 106

La Cumbre del P20, una buena oportunidad para las bilaterales Una de las ventajas de ser anfitrión, sobre todo de una cumbre de alto nivel como el P20, es la posibilidad de organizar reuniones de carácter bilateral con las delegaciones visitantes. La oportunidad se aprovechó al máximo en Buenos Aires. Debe tenerse en cuenta que además de los presidentes de los parlamentos del G20 o sus delegados, únicos habilitados a participar de la cumbre, muchos otros parlamentarios viajaron para participar del foro previo y aprovechar las bilaterales. Además, es una gran oportunidad para ampliar la participación de los legisladores locales. Algunos ejemplos: Arabia Saudita:

presidirá el G20 en 2020. La creación de un grupo de amistad específico fue un acierto. En 2019 su presidente, el diputado Diego Mestre, viajó a Riad a reunirse con sus autoridades en representación del grupo.

China:

el congreso argentino cuenta con un acuerdo de Diálogo Político con la asamblea nacional popular de China firmado a fines de 2015. Durante los años 2016, 2017, 2018 y 2019 se celebraron reuniones biletarales en Buenos Aires y Beijing en forma intercalada. Este GPA ha sido un ejemplo del trabajo plural y armonioso entre sus autoridades y miembros, representando a diferentes bloques políticos e ideologías.

Union Europea:

Argentina mantiene una relación de diplomacia parlamentaria sumamente fluída, con gran apoyatura de su representación diplomática en Buenos Aires. A raíz del acuerdo Mercosur – UE, en los últimos años los intercambios han sido intensos. Además, Argentina forma parte del comité ejecutivo de la conferencia parlamentaria sobre la OMC, co-presidida por la unión europea.

Corea del Sur:

tiene uno de los grupos de amistad más activos de la cámara baja argentina, liderado por la diputada Karina Banfi. Trabaja tanto en temas globales como peligros asociados a la proliferación de armas nucleares; la paz y el desarrollo del diálogo entre las dos Coreas; comercio e inversiones; mo-

106

Personalmente me he sentido muy a gusto con los equipos técnicos e institucionales de todas las delegaciones, y siento un gran respeto por los mismos. Sólo por mencionar a algunos colegas: Anda Filip y Akiyo Afouda (UIP); Khalid Almansour (Arabia Saudita); Evelyne Côté (Canadá); Carlos Gutiérrez Vicén (España); Didier Eifermann (Francia); Prabhat Koul (India); Susanna Radoni (Italia); Kazufumi Matsushita (Japón); María Ortega Ramírez (México); Rick Nimmo (Reino Unido); Franz Kleemann (Unión Europea) y Silvia Terrón (OCDE).


105 dernización del estado y en particular parlamento electrónico; relaciones con la comunidad coreana, entre otros. Indonesia:

otro grupo de amistad con un presidente muy activo, el diputado Alvaro González. Durante los últimos años se han recibido a muchísimas delegaciones, en consulta por temas de intercambio de distinta naturaleza, incluyendo por ejemplo, los planes y marcos regulatorios para la protección de la biodiversidad, entre otros.

Paises Bajos:

con Máxima Zorreguieta, actual reina consorte, de origen argentina, la relación entre ambos países es muy fluída. El grupo de amistad fue presidido por el diputado Lucas Incicco, quien entre otras acciones acompañó al presidente Macri en la visita de estado en marzo de 2017. Cuenta con un embajador muy activo.

España:

inmejorable relación entre los entonces presidentes de las cámaras bajas, Ana Pastor y Emilio Monzó107, quienes lideraron visitas recíprocas a Buenos Aires y Madrid en los últimos años. Entre los principales temas de agenda estuvieron el acuerdo Mercosur – UE; el diálogo político, y la experiencia española del Consejo Económico y Social (C.E.S.); comercio e inversiones; entre muchos otros.

Japón:

un grupo de amistad que tuvo como presidenta y vicepresidenta a dos diputadas argentinas de origen nipón, Alicia Terada y Laura Russo. Los últimos años los intercambios parlamentarios han sido sumamente intensos. La agenda, amplia, se focaliza sobre todo en temas de comercio e inversiones. Monzó tuvo oportunidad de visitar a su par, Oshima Tadamori, durante la visita de estado en 2017. En 2018 el congreso argentino organizó una importante celebración por los ciento veinte años de relación diplomática entre ambos países, con la activa participación de la comunidad nipona en Argentina. En 2019 Akiko Santo, la delegada que participó del P20 Argentina 2018, se convirtió en anfitriona del P20 Japón 2019, previo haber sido elegida presidenta de la cámara de consejeros de su país.

Francia:

otro grupo de amistad sumamente comprometido. Inauguraron los intercambios parlamentarios con misiones no sólo a las ciudades capitales, Buenos Aires y París, sino al interior de sus respectivos países, a los distritos de sus autoridaes y miembros, en 2018 y 2019. El último intercambio registrado se había producido en 1994. Otro excelente ejemplo de pluralidad y excelente articulación y trabajo integrado de sus miembros. Temas recurrentes han sido Mercosur-UE, pero también el ingreso de Argentina a la OCDE, y muchos otros de una rica agenda bilateral.

Turquía:

un grupo parlamentario de amistad sin tradición alguna en el congreso argentino, su creación fue un acierto. Presidido por la diputada Beatriz Ávila. La delegación turca, liderada por el presidente de la asamblea, fue la más numerosa.

107

Condecorado en 2017 con la Gran Cruz de la Orden de Isabel La Católica.


106

01. Arabia Saudita:

Por parte de Argentina integraban el GPA los diputados Diego Mestre, Alejandro Ramos, Ezequiel Fernández Langan, Astrid Hummel, Lorena Matzen y Julio Sahad. La delegación saudita estaba integrada por Abdullah Al Sheikh, presidente del Consejo Consultivo; y los legisladores Abdullah Almoneef, Raedah Abunayan e Ibrahim Almofleh.

02. China:

Parados, al fondo, de izquierda a derecha, los diputados argentinos Daniel Filmus, José Ignacio de Mendiguren, Luis Basterra, Lucas Incicco. Sentados, de izquierda a derecha: Facundo Suárez Lastra, Paula Olivetto, Yuan Si, del Comité Ejecutivo de la Asamblea Popular Nacional de China, Carmen Polledo, Alicia Fregonese y Alejandro Snopek. La delegación china estuvo integrada además por Hao Mingjin, vicepresidente del Comité Ejecutivo del CNP; Shi Yaobin, presidente del Comité de Presupuesto; y Xu Xianming, vicepresidente del Comité de Asuntos Judiciales.


107

03. Union Europea:

Parados, al fondo, de izquierda a derecha los diputados argentinos: Marcelo Wechsler, Pablo Torello, Jorge Enríquez, Juan Fernando Brügge, Lucas Incicco, Hugo Marcucchi y Juan Carlos Villalonga. Sentados, de izquierda a derecha: Paula Urroz, Ezequiel Fernández Langan, y Lorena Matzen. La delegación del Parlamento Europeo estuvo integrada por Pavel Telička. David McAllister, Iuliu Winkler, José Ignacio Salafranca Sánchez-Neyra, Laima Liucja Andrikiené, Inmaculada RodríguezPiñero Fernández, Amjad Bashir, Urmas Paet, Stelios Kouloglou y Franz Obermayr. En la reunión fueron acompañados por la Embajadora Aude Maio-Coliche.

04. Corea del Sur

La delegación visitante estaba formada por Ahn Gyuback, presidente del Comité de Defensa Nacional; y los legisladores Youn Kwan-suk, Min Kyung-wook y Kim Jon-min. El GPA de Argentina formado por los diputados Karina Banfi (en la foto), José Alberto Ciampini, Flavia Morales, Marcela Passo, Brenda Austin, Antonio Carambia, Mario Negri, José Fernando Orellana, Juan Manuel Pereyra, Pedro Javier Pretto y Victoria Rosso.


108

05. Indonesia

Formaban parte del GPA con Indonesia los diputados Álvaro González, Walberto Allende, Mario Arce, Sebastián Bragagnolo, Julián Dindart, Alejandro Ramos y Carlos Selva. La delegación de Indonesia estuvo integrada por Fadli Zon, vicepresidente; y los legisladores Nurhayati Ali Assegaf, y Fadel Muhammad.

06. Paises Bajos

Participaron Ankie Broekers-Knol, presidenta del Senado; y Ockje Tellegen, vicepresidenta de la Cámara de Representantes; acompañadas por los Secretarios de ambas Cámaras, Remco Nehmelman (Senado) y Arjen Westerhoff (Cámara baja). En la foto, recibidas por el presidente de la Cámara de Diputados de Argentina y anfitrión, Emilio Monzó.


109

07. España

Participaron Pío García Escudero, presidente del Senado; y Ana María Pastor Julián, presidenta del Congreso de los Diputados, acompañados por los Secretarios Generales de ambas Cámaras, Manuel Cavero (Senado) y Carlos Gutiérrez Vicén (Diputados). También los recibió Emilio Monzó.

08. Japón

Representado por la senadora Akiko Santo, que al año siguiente se convertiría en la presidenta de la Cámara de Consejeros, la cámara alta de Japón. Por Argentina Alicia Terada, Laura Russo, Andrés Zottos, Alejandro Grandinetti, Walberto Allende, Mario Arce, Luis Basterra, Paulo Cassinerio, Marcos Cleri, Mayda Cresto, Alejandro Echegaray, Alicia Fregonese, Álvaro González, Marco Lavagna, Martín Lousteau, Martín Maquieyra, Martín Medina, Nadia Ricci, Gisela Scaglia y Natalia Soledad Villa.


110

09. Francia

Estuvo representada por Carole Bureau-Bonnard, primera vicepresidenta de la Asamblea Nacional; Philippe Dallier, vicepresidente del Senado; Nadia Essavan, diputada; y Fréderic Marchand, senador. Por parte de Argentina el GPA estaba integrado por los diputados nacionales Marcelo Monfort, Fernando Espinoza, Mayda Cresto, Carla Pitiot, Laura Alonso, Eduardo Bucca, Gonzalo del Cerro, Claudio Martín Doñate, Daniel Filmus, Alejandro García, Yanina Gayol, Silvana Ginocchio, Martín Maquierya, Vanesa Massetani, Mario Negri, Carla Piccolomini, José Luis Ramón, José Luis Riccardo, Alejandra Ródenas, José Arnaldo Ruiz Aragón, Walter Santillán, Alicia Terada, Pablo Torello, Juan Carlos Villalonga, Hugo Yasky, Claudia Zamora y Sergio Ziliotto.

10. Turquía

La delegación visitante fue recibida por el GPA, integrado por los diputados argentinos Beatriz Ávila, Martín Alejandro Pérez, Gabriela Cerruti, Danilo Flores, Ana María Llanos Massa, José Martiarena, Cecilia Moreau, Laura Russo, María Teresita Villavicencio y Claudia Zamora. Participaron del Foro y la Cumbre por Turquía los siguientes miembros de la Gran Asamblea Nacional: Binali Yildirim, Mrcelal Adan, Rümeysa Kadak, Fatma Kaplan Hürriyet, Halil Özcan, Sirin Ünal, Ravza Kavakci Kan, acompañados por el Embajador Sevik Vural Altay.


111 Gobiernos y Parlamentos, una relación estratégica Los gobiernos y los parlamentos actúan con diferentes roles y alcances en el ámbito de la política exterior, la diplomacia y las relaciones internacionales. Siguiendo a G.R. Berridge y Alan James (2013), autores de un diccionario especializado en diplomacia108, “política exterior” se refiere a: (1) “las políticas de seguridad adoptadas por un Estado en relación con el mundo exterior”; o (2) “todas las políticas (incluidas las políticas económicas) adoptadas por un Estado en relación con el mundo exterior”. El término “diplomacia”, se define como: (1) “la conducción de las relaciones entre estados soberanos a través de funcionarios con base en el país o en el extranjero, siendo estos últimos miembros del servicio diplomático de su estado o diplomáticos temporales. Así, la diplomacia incluye la designación de representantes ante organismos internacionales. Pero la columna vertebral de la diplomacia ha sido, durante siglos, el envío de misiones diplomáticas a los estados extranjeros, y aún ahora sigue siendo mayormente la norma. Como los estados son personas nacionales, no pueden comunicarse de la misma forma que los individuos, debiendo hacerlo a través de representantes. En principio, esto puede hacerse a través del diálogo entre esas personas y otras a distancia por medios electrónicos, pero existen grandes objeciones prácticas al uso de estos medios como los únicos o inclusive el principal método de comunicación interestatal. Por lo tanto, la diplomacia es el principal medio a través del cual los estados se comunican entre sí, permitiéndoles tener relaciones regulares y complejas. Se trata del sistema de comunicaciones de la sociedad internacional. La etiqueta ´diplomacia´ fue utilizada para denominar a este sistema, por primera vez, por Edmund Burke en 1796; (2) “el uso del tacto para relacionarse con las personas. La diplomacia en este sentido es una habilidad …; (3) “Cualquier intento por promover negociaciones internacionales (particularmente en circunstancias de crisis agudas), ya sea en relación con conflictos interestatales o intraestatales; (4) “Política exterior. El uso de la palabra ´diplomacia´ como sinónimo de política exterior, especialmente común en los Estados Unidos, podría ocultar la importante distinción la entre política y los medios (no violentos) mediante los cuales se ejecuta”. Por último, las “relaciones internacionales” son definidas como: (1) “las relaciones y contactos de un estado con otros estados y con las organizaciones internacionales”; (2) “la esfera general de la actividad interestatal bilateral y multilateral”; y (3) “cuando las primeras letras están en mayúsculas, el estudio de las relaciones internacionales”. La “diplomacia parlamentaria”, por otra parte, se define como: “el diálogo entre los parlamentarios de diferentes estados”. 108  “A Dictionary of Diplomacy”, Second Edition, Palgrave, McMillan, 2003.


112 Por su función de responsables primarios de la política exterior, los gobiernos cuentan con una sólida organización respaldatoria. Los jefes de estado y de gobierno son asistidos en su función por una cartera de gobierno con competencias específicas en política exterior, comúnmente denominada Ministerio de Relaciones Exteriores o Cancillería, y una red de embajadas, consulados y otras representaciones diplomáticas en todo el mundo. El Low Institute for International Policy, una institución independiente y no partidaria internacional con sede en Sidney, Australia, desarrolló el Global Diplomacy Index, que compara las redes diplomáticas de 61 países durante los años 2017, 2018 y 2019.

En 2019 la lista la lideran China, con 276 representaciones, siendo el número uno de Asia, su región; del G20; y del mundo. Lo sigue EE.UU., con 273 representaciones, número uno de OCDE; dos del G20; y a nivel mundial. Luego están Francia, Japón, Rusia, Turquía, Alemania, Brasil, España, Italia, Reino Unido, India, Corea del Sur, Argentina, México, Países Bajos, Suiza, Canadá, Polonia, Grecia, Indonesia, y sigue la lista. Los diplomáticos son formados en escuelas especiales. En 2017 la American Foreign Service Association publicó un artículo en The Foreign Service Journal en el que compara los servicios diplomáticos en ocho de esos países, incluyendo a Alemania, Brasil, China, Francia, India, Reino Unido, Rusia y Turquía, focalizándose en el reclutamiento, entrenamiento, organización y promoción de diplomáticos, experiencias que luego refleja en el U.S. Foreign Service. 109 109 Argentina cuenta con el ISEN, Instituto del Servicio Exterior de la Nación, fundado el 10 de abril de 1963. Puede verse nuestro programa dedicado a la diplomacia en https://youtu.be/nigLUkRuswc, DTV PGM 44 de fines de noviembre de 2019.


113 La lista de capacidades del ejecutivo sigue no sólo al interior de las cancillerías, sino además por la articulación con otras carteras de gobierno, agencias y organismos, incluyendo entre los relevantes a las áreas de defensa, desarrollo económico, los sistemas nacionales de ciencia y tecnología e inclusive los servicios de inteligencia y las redes de cooperación internacional. Puede señalarse que prácticamente todo el aparato del Estado se encuentra disponible para el diseño e implementación de la política exterior de los países por parte de sus gobiernos.

Las capacidades de los parlamentos para el desarrollo de la diplomacia parlamentaria son muy distintas a las de los gobiernos. En general, no cuentan con una organización interna sólida al estilo de las cancillerías; tampoco con representaciones en otras partes del mundo; ni reclutan ni entrenan a sus miembros y a su personal como sí lo hacen los ejecutivos con sus diplomáticos. Hay además una fuerte tendencia a considerar a la diplomacia parlamentaria como una función innecesaria, habiéndose llegado a denominarla en forma peyorativa, como hemos señalado varias veces, “turismo parlamentario”. Hay consenso en la doctrina al considerar a la diplomacia parlamentaria como complementaria de la política exterior de las Naciones. Así se reconoce, inclusive, en algunas regulaciones internas. Se trata no sólo de una buena práctica sino además de una necesidad. Sin embargo, se advierte en algunos países tensión entre la diplomacia oficial y la diplomacia parlamentaria, siendo considerada esta última como una función sensible y delicada por la calidad de los actores que la desarrollan: los parlamentarios. Mientras la política exterior es conducida por los jefes de Estado


114 y de Gobierno en un régimen unificado, la diplomacia parlamentaria, si bien enriquecida por la pluralidad de sus miembros, cuenta con un régimen menos orgánico y planificado que puede no coincidir con los objetivos ni la estrategia de los gobiernos. Desde mi punto de vista se trata de una relación estratégica. Los gobiernos no sólo deben atenderla, sino además apoyarla, incluyendo en tal sentido medidas como incorporar a los parlamentos en sus planes estratégicos; habilitar una oficina dedicada específicamente a la relación con los parlamentos y los parlamentarios; colaborar con la formación tanto de parlamentarios como de staffers; proveer de información idónea en tiempo oportuno; acompañarlos y apoyarlos durante las misiones parlamentarias al exterior, así como durante el trabajo que desarrollan en el ámbito de los organismos internacionales de corte parlamentario; entre otras. También sería conveniente que las cancillerías promovieran la profesionalización de los parlamentos y los parlamentarios en materia de política exterior, diplomacia y relaciones internacionales. En el capítulo de cooperación internacional analizamos algunas oportunidades concretas para que los parlamentos mejoren su gestión de diplomacia parlamentaria.


Los parlamentos y el sistema internacional

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

115

A comienzos de siglo la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) desarrollo una guía de buenas prácticas bajo el título “Parlamento y Democracia en el Siglo XXI” (2006). Las reflexiones formuladas hace casi quince años, continúan plenamente vigentes. Señala la UIP: “Históricamente, los parlamentos han tenido poca participación en los asuntos internacionales, lo que no resulta sorprendente en épocas en las que las cuestiones internacionales se limitaban esencialmente a las relaciones de un país con otros, confinadas a la rama ejecutiva de los gobiernos por canales diplomáticos con frecuencia secretos. Por supuesto muchos parlamentos han tenido un papel importante que desempeñar en la ratificación de los acuerdos que surgieron de esos esfuerzos diplomáticos, pero a ello se limitaba más o menos su papel, con excepción de algunos pocos países como los Estados Unidos de América y México, donde el Senado desempeña un papel preeminente en los asuntos exteriores. El advenimiento del siglo XX trajo cambios en dos ámbitos importantes pero diferentes. Primero, fue el siglo que vio nacer la cooperación internacional o multilateral. Ante la constatación de que las naciones son interdependientes, la comunidad internacional estableció una gran cantidad de organizaciones internacionales. Fue una tendencia que cobró un gran impulso. Hay organizaciones con competencias en casi todas las áreas de la actividad humana: derechos humanos y sociales, política de empleo, liberalización comercial, transacciones financieras, estándares ambientales y muchas otras. Estas instituciones son foros de negociación donde los representantes de los gobiernos adoptan decisiones y tratados. Para casi todos estos acuerdos, la gran mayoría de los parlamentos nunca fueron consultados durante las negociaciones. Simplemente fueron invitados a ratificar el acuerdo y adoptar y enmendar leyes para implementarlos. En segundo lugar, el siglo XX vio el surgimiento de procesos de integración regional por una variedad


116 de razones, entre ellas que los países interesados aspiraban a la unidad para superar las divisiones históricas y asegurar estabilidad y paz regional; estaban convencidos de que ´hay fuerza en la unidad´; se dieron cuenta que las naciones inevitablemente pertenecen a una ´comunidad´; y deseaban tomar ciertas decisiones colectivamente para mejorarlas y construir un marco armonizado para la vida de sus sociedades. El Estado, por lo tanto, decidió integrar gradualmente sus mercados, economías y otros componentes”. 110 Se preguntaba la UIP: “Las implicaciones de estos desarrollos para la democracia son claras. ¿De qué sirven las instituciones democráticas a nivel nacional si muchas de las decisiones que son importantes para la vida de los ciudadanos, incluyendo su seguridad, son tomadas más allá de las fronteras o por instituciones internacionales que no están sometidas a ningún control democrático ni rendición de cuentas? Este desfasaje entre el nivel nacional donde se hallan históricamente las instituciones democráticas y los niveles global o regional, donde actualmente se toman tantas decisiones, es una fuente importante de lo que se ha dado en llamar el ´déficit democrático´ internacional”. De allí la importancia del involucramiento de los parlamentos en las relaciones internacionales o multilaterales. El informe UIP cita, en tal sentido, las definiciones contenidas en la declaración de la “Primera Conferencia de Presidentes de Parlamentos” celebrada en el año 2000, que expresa: “La dimensión parlamentaria de la cooperación internacional debe ser provista por los propios parlamentos en primer lugar a nivel nacional de cuatro maneras distintas pero interconectadas: • • • •

Ejercer influencia sobre la política de sus respectivos países respecto a las cuestiones tratadas en las Naciones Unidas y en otros foros internacionales de negociación; mantenerse informados acerca del avance y resultados de estas negociaciones; decidir acerca de la ratificación de los textos y tratados firmados por los gobiernos cuando la Constitución así lo prevé; y contribuir activamente al proceso de implementación subsiguiente.

En otras palabras, para que un parlamento ejerza un papel efectivo en los asuntos internacionales debe: • • •

disponer de una base jurídica clara para participar; ser informado con suficiente antelación de las políticas gubernamentales y las posiciones para la negociación junto con información precisa acerca de las políticas y sus contextos; disponer de los recursos y organización necesarios para tratar estas cuestiones, incluyendo competencia y experiencia de los

110  Del capítulo 7: “Parlamento efectivo (II): La participación de los parlamentos en los asuntos internacionales”. La guía fue escrita por David Beetham.


117

• •

parlamentarios que participan a través de su labor en comisiones especializadas; tener la oportunidad de formular preguntas a los ministros y negociadores, y así poder expresar sus opiniones políticas al gobierno (aunque no necesariamente vinculantes); y formar parte, normalmente, de las delegaciones gubernamentales a las organizaciones internacionales ”.

Stelios Stavridis (2019), por su parte, describe tres modalidades conforme a las cuales los parlamentos y los parlamentarios se involucran en asuntos internacionales:

I. II. III.

sus competencias constitucionales en materia de política exterior; la diplomacia parlamentaria; y participando de organizaciones regionales o globales, principalmente a través de instituciones parlamentarias internacionales (IPI).

En opinión de ese autor, “existe en todo el mundo una esfera parlamentaria multi-capas, multi-niveles, y multi-actores que, hasta cierto punto, se refuerzan mutuamente: es decir un contexto amplio de parlamentarización del sistema internacional, facilitado por una cooperación interparlamentaria cada vez más asentada y sofisticada –en particular, pero no solo-, en Europa”; a lo que agrega: “… la diplomacia parlamentaria no solo representa una práctica desarrollada en todo el mundo, sino que se puede apreciar una consolidación de este fenómeno tanto geográficamente como sectorialmente, después de la Segunda Guerra Mundial, consecuencia de los procesos de integración regional, y especialmente desde el final de la Guerra Fría, con una continua proliferación de IPI de todo tipo”. Con respecto a medios e instrumentos, expresa Stavridis, “En la primera categoría se incluyen la ratificación de acuerdos internacionales, debates en plenarios, preguntas escritas u orales, informes, comparecencias, y por supuesto la aprobación presupuestaria. En la segunda, comisiones especializadas (exterior, seguridad, defensa, comercio exterior, ayuda al desarrollo), delegaciones (tanto bilaterales como multilaterales) con países o regiones, visitas de parlamentarios en estos Estados u organizaciones internacionales y recepción de homólogos, intercambios entre partidos políticos (o ´familias políticas´), y finalmente grupos de amistad”. Más adelante agrega: “Tradicionalmente los parlamentos han sido muy activos en la cooperación técnica interparlamentaria, bilateral o multilateral, implicando numerosos intercambios de diputados y de funcionarios parlamentarios (buenas prácticas) que incluyen una importante dimensión de ´socialización´ y de ´democratización´” … “Además, existe una significativa participación parlamentaria en misiones de observación electoral”; y, finalmente, “no se debe despreciar, de hecho todo lo contrario, el rol de ´correa de transmisión entre el ejecutivo y sociedad civil´ que un


118 ente parlamentario desempeña en particular en países democráticos, ni el de participación por parte de parlamentarios en debates ´de opinión´ en la prensa y otros medios de comunicación, incluso medios sociales, o en actividades diversas, como coloquios o conferencias”. En relación a las IPI, expresa el autor, citando un artículo de su coautoría111, “son ´instituciones internacionales de carácter parlamentario, cuyos miembros son elegidos o designados por legislaturas o por el electorado para representarlos’”; clasificándolas del siguiente modo: “Existen dos tipos de IPI: una versión más institucionalizada y relacionada formalmente con una organización internacional, y otra más informal y sin vínculo similar. Otras tipologías distinguen entre las IPI de integración regional (o interregional) y las demás …”. Basándonos en distintos estudios, podemos clasificar a los ámbitos en los que se desenvuelven los parlamentos en la arena internacional según diferentes indicadores:

I. II.

Desde el punto de vista de su membresía y propósito, estos ámbitos pueden ser universales o restringidos, generales o específicos (Cofelice:2012). Por su parte puede tratarse de: 1. redes transnacionales de parlamentarios; o 2. instituciones parlamentarias internacionales (IPIs), que a su vez pueden ser: A. organizaciones parlamentarias; B. órganos parlamentarios; o C. foros y asambleas parlamentarias inter-regionales.

II. 1. Redes transnacionales de parlamentarios Un ejemplo de red transnacional de parlamentarios de carácter universal y propósito general es Parlamentarios por la Acción Global (PGA en sus siglas en inglés). De carácter restringido y propósito también restringido el Foro Parlamentario contra el Hambre de América Latina y el Caribe. Un ejemplo de red transnacional de carácter restringido y propósito general es GLOBE International. Son redes parlamentarias transnacionales de carácter universal y propósito específico, por ejemplo, las siguientes: - - - -

Foro parlamentario sobre armas pequeñas y armas ligeras Red parlamentaria del Banco Mundial Parlamento del clima Parlamento mundial sobre Hábitat

111  Cofelice, A. y Stavridis, S., “The European Parliament as an International Parliamentary Institution (IPI), European Foreign Affairs Review, Vol. 19, 2014, num. 2, pp 145-178, esp. p. 145.


119 - Organización mundial de parlamentarios contra la corrupción - Asociación internacional de parlamentarios para la agricultura y la pesca - Parlamentarios por la no proliferación nuclear y el desarme - Red de parlamentarios por la prevención de conflictos y la seguridad humana - Parlamento internacional por la tolerancia y la paz Son redes parlamentarias transnacionales de carácter restringido y propósito específico, por ejemplo, las siguiente: - - - - - - - - -

Foro parlamentario Asia – Pacífico Coalición de parlamentarias africanas contra el HIV y el SIDA Parlamento europeo sobre población y desarrollo Asociación de parlamentarios europeos por África Red parlamentaria africana por la reducción de la pobreza Foro asiático de parlamentarios sobre población y desarrollo Parlamento indígena de América Foro inter-parlamentario de las Américas Foro de parlamentarios africanos y árabes sobre población y desarrollo - Grupo parlamentario inter-americano sobre población y desarrollo - Conferencia espacial interparlamentaria europea


120 II.2.A. Organizaciones parlamentarias internacionales. La Unión Inter-Parlamentaria (UIP) es una típica organización parlamentaria internacional de carácter universal y propósito general. Son organizaciones parlamentarias internacionales de carácter restrictivo y propósito general, por ejemplo: - - - - - - - - - - - -

Asamblea parlamentaria del Mediterráneo Asociación internacional de países francófonos Conferencia parlamentaria del mar Báltico Asamblea Báltica Unión Parlamentaria Africana Parlamento Latinoamericano (Parlatino) Foro de presidentes de los poderes legislativos de Centroamérica Confederación parlamentaria de las Américas Asociación de legislaturas de las Islas del Pacífico Unión inter-parlamentaria árabe Asamblea inter-parlamentaria de ASEAN Unión Inter-parlamentaria, organización estados miembros de la conferencia islámica - Unión de parlamentarios de Asia y el Pacífico - Asamblea parlamentaria asiática Son organizaciones parlamentarias internacionales de carácter restrictivo y propósito específico, por ejemplo: - - - -

Asamblea parlamentaria de la OTAN Conferencia de parlamentarios de la región ártica Parlamento amazónico Foro de parlamentarios de Asia y Pacífico

II.2.B. Órganos parlamentarios internacionales. Pueden mencionarse, ejemplificativamente: de Europa:

- Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (1949) - Parlamento Europeo (1952) - Consejo Nórdico (1952) - Consejo consultivo inter-parlamentario del Benelux (1955) - Comisión Parlamentaria de EFTA (1977) - Asamblea Parlamentaria de la Iniciativa de Europa Central (1999) de Africa:

- Consejo Consultivo de la Unión del Magreb Árabe (1989) - Foro Parlamentario de la SADC (1997)


121 - Comité inter-parlamentario Unión Económica y Monetaria de África Occidental (´98) - Asamblea Legislativa de África Oriental (2001) - Parlamento de la CEDEAO (2002) - Parlamento Panafricano (2004) - Parlamento de la Comunidad CEMAC (2010) - Red de Parlamentarios Comunidad Económica de los Estados de África Central (2002) de America:

- - - -

Parlandino (1979) Parlacen (1991) Parlasur (1994) Asamblea de Parlamentarios de la Comunidad del Caribe (1996)

Trans-regionales:

- Asamblea Parlamentaria de la OSCE (1991) - Asamblea Inter-Parlamentaria Estados Miembros del Commonwealth (1992) - Asamblea Parlamentaria de Cooperación Económica del Mar Negro (1993) - Asamblea Inter-Parlamentaria de la Comunidad Económica Euro-Asiática (2000) - Asamblea Parlamentaria GUAM (2004) - Asamblea Parlamentaria de la UpM (2004) - Asamblea Parlamentaria Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (2006) - Asamblea Parlamentaria Comunidad de Países de Lengua Portuguesa (2007) - Parlamento Árabe (2010). II.2.C1. Foros parlamentarios inter-regionales: - Diálogo Parlamentario Afro-árabe - Acuerdo de Cooperación entre la Asamblea Parlamentaria del - Consejo de Europa (APCE) y el Parlamento Latinoamericano (Parlatino) - Diálogo Parlamentario Euro-árabe - Reunión de la Asociación Parlamentaria Asia-Europa (ASEP) - Diálogo Parlamentario UE-África en virtud de la Estrategia - Conjunta África-UE II.2.C2. Asambleas parlamentarias inter-regionales: - Asamblea Parlamentaria Paritaria ACP-UE - Asociación Parlamentaria Euro-Latinoamericana (EUROLAT)


122 - Asamblea Parlamentaria EURONEST - Con otro criterio de clasificación, un estudio del Centro de Estudios Internacionales Gilberto Bosques (2015) distingue entre112: A. Organizaciones parlamentarias supranacionales, por ejemplo: - el Parlamento Europeo (PE) - el Parlamento Centroamericano (Parlacen) - el Parlamento Andino - el Parlamento del Mercado Común del Sur (Parlasur). B. Foros inter-parlamentarios, que se dividen en: B1. Foros Mundiales, como la Unión Interparlamentaria (UIP). B2. Foros Regionales e Inter-Regionales B2.1. Foros Regionales:

- el Parlamento Latinoamericano (Parlatino) - ParlAméricas - la Confederación Parlamentaria de las Américas (COPA) - la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa (APCE) - el Foro de Presidentes de Poderes Legislativos de Centroamérica (FOTREL) B2.2 Foros inter-regionales: - el Foro Parlamentario Asia-Pacífico (APPF) B3. Foros temáticos: - la Organización Mundial de Parlamentarios Contra la Corrupción (GOPAC) - la Organización Mundial de Legisladores por un Ambiente Balanceado (GLOBE) - el Parlamento Internacional por la Tolerancia y la Paz (IPTP) Foros temáticos regionales: - el Consejo Parlamentario Regional sobre Migraciones (COPAREM) - Conferencia Parlamentaria de Asia Pacífico sobre Medio Ambiente y Desarrollo (APPCED) C. Instancias legislativas de instituciones internacionales como: - Asamblea Parlamentaria Euro-Latinoamericana (EuroLat) - Foro Parlamentario Iberoamericano (FPIA) - Foro de Presidentes de Parlamentos del G20 (P20) - Red de Parlamentarios de la OCDE La Asociación Española de Letrados de Parlamentos (AELPA) señala entre las organizaciones parlamentarias de relevancia, nacionales e internacionales, a las siguientes: - Conferencia de las Asambleas Legislativas Regionales de Europa (CALRE) - Conferencia de Presidentes de Parlamentos Autonómicos (COPREPA) - Unión Interparlamentaria (UIP) 112  “México y la Diplomacia Parlamentaria: ámbito de acción, relevancia actual y tendencias globales”. Marzo del 2015.


123 - - - - - - - - - - - -

Conferencia Nacional de Legislaturas Estatales de Estados Unidos (NCSL) Parlamento Europeo Parlamento Andino Parlamento Latinoamericano y Caribeño (Parlatino) Parlamento Centroamericano (Parlacen) Foro Parlamentario Asia-Pacífico Consejo Nórdico Asamblea Parlamentaria de la OTAN Asamblea Parlamentaria de la OSCE Asociación Parlamentaria de la Commonwealth Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europea (APCE) Asamblea Parlamentaria de la Francofonía

La UIP y la Organización de las Naciones Unidas Podríamos seguir citando distintas clasificaciones y agrupando en las mismas a los ámbitos a través de los cuales se desenvuelven los parlamentos y parlamentarios en la arena internacional. Más aún, otra diferenciación no enunciada anteriormente y de suma importancia es entre instituciones parlamentarias, cuyos miembros son los parlamentos; e instituciones parlamentarias, cuyos miembros son los parlamentarios. Por último, me parece interesante citar a José Guillermo García Chourio (2018)113, quien distingue entre cooperación parlamentaria internacional y diplomacia parlamentaria. En tal sentido, señala: “El diálogo internacional entre legisladores –llámese como se le llame: parlamentarismo internacional o diplomacia parlamentaria- y cooperación parlamentaria internacional son dos actividades distintas, las cuales han tenido su respectiva trayectoria de evolución”. En su opinión “El estudio de las relaciones internacionales de las instituciones parlamentarias requiere considerar de manera objetiva y precisa los tipos de actividades que realizan estas instituciones para el desarrollo de dichas relaciones. No todas las actividades de perfil internacional de los órganos legislativos pueden ser catalogadas como ´diplomacia parlamentaria´ o parlamentarismo internacional. Esta clase de generalizaciones sirve muy poco para entender el actual estado de desarrollo que ha alcanzado la cooperación parlamentaria internacional cuya formulación y ejecución ha dejado de ser exclusiva de las organizaciones compuestas por diputados y senadores. El carácter reticular y complejo que supone la gestión de lo público en la actualidad no sólo ha significado en el caso de estas organizaciones que las mismas puedan realizar cierta labor de diálogo interparlamentario internacional con un matiz figurativo que se asemeja a la diplomacia. También la aparición de nuevos circuitos institucionales 113  “La cooperación parlamentaria internacional en la era de la gobernanza global”. Revista de Relaciones Internacionales de la UNAM, número 130, enero-abril de 2018, pp. 11-51.


124 para desarrollo de cooperación parlamentaria internacional ha convertido a esta labor en una actividad compleja y reticular que necesita de análisis específicos y de una agenda propia de investigación”. Tal como lo señala la propia Unión Interparlamentaria (UIP), “Lo que comenzó en 1889 como un pequeño grupo de parlamentarios dedicado a promover la paz a través de la diplomacia parlamentaria y el diálogo, se convirtió en una organización verdaderamente global de parlamentos nacionales”. Hoy cuenta con 179 parlamentos miembros, 12 asociados, y un número creciente de parlamentarios de todo el mundo involucrados en sus actividades. Su creación fue totalmente vanguardista, toda vez que a la época el mundo carecía de canales para que los parlamentos e inclusive los gobiernos trabajaran juntos en asuntos internacionales.114 Sin embargo, la formalización de la articulación de la UIP con el sistema de las Naciones Unidas llegaría recién en 2002. En 1946 el secretario general de la ONU aceptó reconocer al gobierno de Suiza -que por entonces no era un Estado miembro- el establecimiento de la primera misión permanente de observación del organismo. Si bien se trata de una figura basada en la práctica, no contemplada en la Carta de las Naciones Unidas, actualmente se encuentra generalizada. Su principal ventaja consiste en que permite el libre acceso a la mayoría de las reuniones y documentos de la ONU. Hoy en día tienen estatus de observadores permanentes los estados no miembros de las Naciones Unidas de Palestina y la Santa Sede. 114  Los visionarios fueron el inglés William Randal Cremer y el francés Frédéric Passy, quienes sentaron las bases de una organización global única en su especie. Sus orígenes eran muy diferentes, pero compartían opiniones respecto a la resolución de disputas internacionales a través de un sistema de arbitraje pacífico. Como incansables activistas por la paz, ambos ganaron el Premio Nobel, que años más tarde ganarían también otros dirigentes de la UIP. La idea de reunir a parlamentarios de diferentes países había ganado terreno entre los pacifistas en las décadas de 1870 y 1880, pero hasta 1889 nadie había tomado la iniciativa de convertir esta idea en realidad. Cremer había nacido en la pobreza en Inglaterra, trabajando como carpintero y líder sindical antes de convertirse en diputado en 1885. Passy era de una familia francesa rica e influyente, y un respetado economista. Trabajaban por separado en sus propios países para promover el arbitraje entre las naciones, antes de unir fuerzas a través de las divisiones sociales y nacionales que los separaban. Cremer había persuadido a 234 de sus colegas diputados para que firmaran un documento proponiendo un tratado de arbitraje con los EE.UU. Encabezó una delegación que cruzó el Atlántico y se la presentó al presidente estadounidense Grover Cleveland. El tratado no fue aprobado por el Congreso, pero la visita provocó un aluvión de apoyo a la noción del arbitraje, y en junio de 1888 el Senado de los EE.UU. adoptó una propuesta para iniciar un arbitraje sobre disputas con otros gobiernos siempre que fuera posible. Casi al mismo tiempo Passy presentó una moción pidiendo a su propio gobierno que aprovechara todas las oportunidades posibles para resolver conflictos internacionales mediante los sistemas de mediación y arbitraje. Cremer escuchó sobre las acciones del francés y le escribió sugiriendo que se reunieran en París para intercambiar puntos de vista, ofreciéndose a aportar a 200 parlamentarios británicos. Passy cursó la invitación señalando a Cremer que si lograba que lo acompañaran media docena de parlamentarios británicos el evento sería un éxito. La reunión, histórica, se organizó en el Gran Hotel de París el 31 de octubre de 1888. Participaron 9 británicos y 25 franceses. Todos coincidieron que un trabajo de arbitraje entre Francia y los EE.UU. tenía muchas más probabilidades de prosperar que entre Gran Bretaña y los EE.UU. como se había propuesto originariamente con motivo de las disputas sobre Irlanda y Canadá. Además, deseosos por continuar su trabajo, acordaron reunirse al año siguiente, pero invitar a parlamentarios de todo el mundo que simpatizaran con la causa del arbitraje. El 29 y 30 de junio de 1889 asistieron a la reunión 55 parlamentarios franceses, 28 británicos, 5 italianos y un representante por cada uno de los parlamentos de Bélgica, Dinamarca, Hungría, Liberia, España y los EE.UU. Allí se decidió que la reunión debería celebrarse anualmente. Así nació la Conferencia Inter-Parlamentaria, cuyos primeros presidente y vicepresidente fueron Passy y Cremer. Tres años después, el grupo estableció su sede en Berna, Suiza, con Albert Gobat (que ganó el segundo Premio Nobel de la Paz) como secretario general, voluntario hasta 1909. Fue Cremer quien inició el proceso por el cual Christian Lange se convirtió en el primer secretario general profesional, desde 1909 hasta 1933. Con posterioridad Andrew Carnegie lograría una posición financiera más sólida para la organización. En 1899 pasó a denominarse Unión Inter-Parlamentaria. Fuente: sitio web de la UIP.


125 Adicionalmente, adquirieron ese mismo estatus a través del tiempo una serie de organizaciones intergubernamentales que incluyen a instituciones con competencias específicas115; y a agrupaciones de naciones116, todas las nombradas con oficinas permanentes en la sede de las Naciones Unidas. Por su parte, hay muchísimas organizaciones intergubernamentales reconocidas como observadores permanentes, que no cuentan con oficinas de observación en las Naciones Unidas, pero sí tienen garantizado el derecho a participar tanto en los períodos de sesiones como en los trabajos de la Asamblea General, incluyendo a algunas de corte parlamentario. 117 Finalmente, han sido también reconocidos como observadores en los períodos de sesiones y en los trabajos de la Asamblea General y mantienen oficinas permanentes de observación en la sede las Naciones Unidas la Unión Interparlamentaria (UIP) y otras instituciones como el Comité Internacional de la Cruz Roja, el Comité Olímpico Internacional, la Federación Internacional de Sociedades de la Cruz Roja y de la Media Luna Roja, y la Soberana Orden Militar de Malta. En su 19º sesión plenaria, celebrada el 20 de septiembre de 2002, la AGNU decidió solicitar a su comisión sexta, competente en la materia, examinara la cuestión del otorgamiento de la condición de observador en la Asamblea General a la UIP, cuestión que fuera evaluada por aquélla los días 27 de ese mismo mes, 4 y 7 de octubre siguientes, recomendándose su aprobación. El 19 de noviembre de ese mismo año, en su 52º sesión plenaria, la AGNU decide invitar a la UIP a participar en sus períodos de sesiones y en su labor en calidad de observadora, basada en la “posición excepcional de que goza la Unión Interparlamentaria como organización mundial de parlamentos”. Dos días más tarde, el 21 de noviembre de 2002, en su 56º sesión plenaria, la AGNU decide permitir la distribución en la Asamblea General de los documentos oficiales aprobados por la Unión Inter-Parlamentaria y solicita al secretario general un informe sobre los diversos aspectos de la cooperación entre las Naciones Unidas y la UIP. Seis años antes, el 24 de julio de 1996, el secretario general de las Naciones Unidas, el presidente del Consejo Inter-Parlamentario y el secretario general de la Unión Inter-Parlamentaria firmaron un acuerdo de cooperación con el objeto de fortalecer las relaciones entre ambas 115 Por sólo citar a algunas, la Corte Penal Internacional, INTERPOL, el Tribunal Internacional del Derecho del Mar. 116  La Comunidad del Caribe, la Comunidad Económica de los Estados de África Occidental, el Consejo de Cooperación de los Estados Árabes del Golfo, la Liga de los Estados Árabes, la Organización de la Cooperación Islámica, la Organización Internacional de la Francofonía, el Commonwealth, el Sistema de la Integración Centroamericana, la Unión Africana, y la Unión Europea. 117 Por ejemplo, la Asamblea Parlamentaria del Mediterráneo y el Parlamento Latinoamericano (Parlatino).


126 organizaciones facilitando en gran medida la realización eficaz de actividades mutuamente complementarias y posibilitando que ambas organizaciones cooperaran más estrechamente en la realización de esfuerzos conjuntos en determinadas esferas de su competencia en beneficio de la humanidad. En el acuerdo se dispuso que ambas organizaciones celebraran consultas periódicas, y que los órganos pertinentes de cada una de las mismas pudieran poner en marcha proyectos y programas conjuntos. Los firmantes fueron Boutros Boutros-Ghali por las Naciones Unidas –su secretario general-; y por la Unión Inter-Parlamentaria Ahmed Fathy Sorour, por el Consejo Inter-Parlamentario –su Presidente-; y Pierre Cornillon por la Secretaría General. 118 Ello dio lugar a la posterior creación de una Oficina de Enlace de la UIP con las Naciones Unidas en la ciudad de Nueva York. Unos años más tarde, el 27 de octubre de 1999, en su 41ª sesión plenaria, la AGNU, recordando su resolución 53/13, del 28 de octubre de 1998, en la que expresó su interés en que prosiguiera la cooperación estrecha entre las Naciones Unidas y la Unión Inter-Parlamentaria, y habiendo examinado el informe del secretario general en que se describe la cooperación entre las Naciones Unidas y la Unión Inter-Parlamentaria en cumplimiento del Acuerdo de Cooperación aludido119; tomando nota con reconocimiento de las resoluciones aprobadas y las actividades llevadas a cabo por la UIP a lo largo de 1998 en apoyo de las medidas adoptadas por las Naciones Unidas en las esferas de la paz y la seguridad, el desarrollo económico y social, el derecho internacional y los derechos humanos, la democracia, la buena gestión de los asuntos públicos y las cuestiones de género, decide acoger con beneplácito el apoyo prestado a las Naciones Unidas por los parlamentos nacionales mediante su organización mundial, la Unión Inter-Parlamentaria, y expresa el deseo de que en el tercer milenio se intensifique y fortalezca la cooperación entre las dos organizaciones. Obtenido el estatus de Observador Permanente, la Oficina de Enlace de la UIP se reconvierte al nuevo rol, pasando a tener tres componentes 118  Tal como lo recuerda el Informe del Secretario General de la ONU A/51/402, del 25 de septiembre de 1996, “En las palabras que pronunció en la ceremonia de firma, el Secretario General de las Naciones Unidas dijo que el texto del acuerdo consolidaba vínculos de larga data entre ambas instituciones en numerosas esferas y, en particular, en los esfuerzos en pro de la paz, los derechos humanos y la democracia. El Presidente del Consejo Interparlamentario declaró que el acuerdo posibilitaba que la organización mundial de gobiernos y la organización mundial de parlamentos mantuvieran una cooperación sustancial y de ese modo expresaran mejor la voluntad de los pueblos en el plano internacional”. 119 El informe, de fecha 21 de septiembre de 1999, da cuenta de los preparativos de la 1ª Conferencia de Presidentes de Parlamentos Nacionales que se celebraría al año siguiente en la sede de las Naciones Unidas; contiene un relevamiento de los acuerdos de cooperación firmados por la UIP hasta entonces con otros organismos, reparticiones y agencias internacionales como la OIT y la Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos; y un análisis de las acciones adoptadas por la UIP en tres campos: (A).- promoción de la paz y la seguridad (armas nucleares; minas antipersonales; derecho internacional humanitario y labor humanitaria; Corte Penal Internacional; problema mundial de las drogas; seguridad y cooperación en el Mediterráneo; Oriente Medio; y Chipre); (B) promoción de la democracia (fortalecimiento institucional; cuestión de género; derechos humanos) y (C) actividades complementarias de las recientes conferencias de las Naciones Unidas (desarrollo sostenible; desarrollo social; seguridad alimentaria; y lucha contra la desertificación). Ver documento A/54/379.


127 principales: a) representación y divulgación, b) información y comunicaciones; y c) apoyo a proyectos. 120 Con el transcurso del tiempo la UIP va adquiriendo cada vez mayor protagonismo e interacción con las Naciones Unidas y sus órganos subsidiarios. En sus propias palabras, esta alianza permite “que se escuche una voz parlamentaria en los procesos globales de toma de decisiones”. “Llevamos un componente parlamentario a las conversaciones globales, incluso a través de las audiencias parlamentarias anuales en las Naciones Unidas.121 Ayudamos a integrar los compromisos globales en el trabajo cotidiano de los parlamentos nacionales y apoyamos a los parlamentos en su papel vital para comprometer a los gobiernos en la implementación de los acuerdos multilaterales”. “Nuestra Comisión de Asuntos de la ONU facilita una mayor comprensión de los procesos y el trabajo de la ONU, y lleva la voz de los parlamentarios a los responsables de las políticas de la ONU”. 122

La UIP y la Organización Mundial del Comercio Otro ejemplo valioso de la participación de los parlamentos nacionales en ámbitos o asuntos multilaterales de la mano de la Unión Inter-Parlamentaria es la Conferencia Parlamentaria sobre la Organización Mundial del Comercio (OMC), que nos inspiró para organizar el P20, como señaláramos en capítulos anteriores. Co-fundada en 2003 por la UIP y el Parlamento Europeo, que copresiden el comité ejecutivo de la conferencia, tiene como objetivo “mejorar la comprensión de los parlamentarios acerca de la OMC, como una importante organización elaboradora de normas” 123. 120 En particular la OOP representa a la UIP ante la Asamblea General de las Naciones Unidas y sus órganos subsidiarios; coordina audiencias parlamentarias y otros eventos de la UIP en la sede de las Naciones Unidas en Nueva York; difunde información sobre la UIP y sus principales actividades a las organizaciones internacionales con sede en Nueva York, así como a los medios de comunicación y a las organizaciones no gubernamentales; facilita el intercambio de información y la identificación de nuevas oportunidades de cooperación entre las Naciones Unidas y otros organismos con sede en Nueva York y la sede de la UIP en Ginebra; y desarrolla el diálogo y la cooperación con el Congreso de los EE.UU. en Washington, DC. 121 Participé personalmente de muchas de las audiencias parlamentarias de la UIP con las Naciones Unidas de los últimos años. Las cinco últimas fueron el 8 y 9 de febrero de 2016, “El problema mundial de las drogas: Balance y Fortalecimiento de la Respuesta Global”; el 13 y 14 de febrero de 2017, “Un Mundo Azul: Preservar los Océanos. Salvaguardar el Planeta. Garantizar el Bienestar Humano en el Contexto de la Agenda 2030”; el 23 y 23 de febrero de 2018, “Hacia un Pacto Mundial para una Migración Segura, Ordenada y Regular: Una Perspectiva Parlamentaria”; el 21 y 22 de febrero de 2019, “Desafíos Emergentes para el Multilateralismo: una Respuesta Parlamentaria”; y el 17 y 18 de febrero de 2020, “La Educación como Clave para la Paz y el Desarrollo Sostenible: Hacia la Implementación del ODS4”. Destaco en particular las audiencias del 2016 y del 2020. En la primera acompañé a la delegación argentina, integrada por los senadores nacionales Federico Pinedo y Rodolfo Urtubey; y los diputados nacionales Eduardo Amadeo, María Gabriela Burgos, Alejandro Grandinetti, Guillermo Snopek (que posteriormente resultó electo Senador) y Margarita Stolbizer. La agenda sobre el problema de las drogas fue luego seriamente desarrollada en el ámbito local. En 2020 acompañé a los senadores Juan Carlos Romero y Lucila Crexell, que hizo un excelente papel representando a la Argentina en uno de los principales paneles de expertos con los que contó el evento. El noviembre de 2019, de camino a Tokio vía New York con destino al P20, tuve oportunidad de entrevistar a Patricia Ann “Paddy” Torsney –una ex legisladora canadiense- y a Alessandro Motter, italiano, ambos de la Oficina de la UIP ante Naciones Unidas, acerca de su rol, la agenda, y la relación entre ambos organismos internacionales. La entrevista puede verse en el siguiente enlace: https://youtu.be/nigLUkRuswc 122  El link citado precedentemente es: https://www.ipu.org/our-work/global-governance 123  Ver: https://www.ipu.org/our-work/global-governance


128 “La Conferencia Parlamentaria es un foro para el intercambio de opiniones, información y experiencia. También está diseñado para promover una acción parlamentaria común sobre el comercio internacional, especialmente con respecto a la conclusión exitosa de la Ronda de Doha y la implementación de las Decisiones Ministeriales de Bali y Nairobi. Esta interacción ayuda al régimen comercial global a ser más transparente y responsable”. “La Conferencia es una oportunidad para que los parlamentarios supervisen el trabajo vital de la OMC para establecer reglas comerciales globales y resolver las disputas. La OMC busca promover el comercio libre y justo, mejorar el desarrollo y reducir la pobreza”. “La Conferencia examina la efectividad y la equidad de las actividades de la OMC y mejora el diálogo entre gobiernos, parlamentos y sociedad civil. También tiene como objetivo fortalecer la forma en que los parlamentos abordan las cuestiones del comercio internacional y buscan influir en la dirección de las negociaciones de la OMC”. Las sesiones generalmente se llevan a cabo una vez al año y durante las conferencias ministeriales de la OMC. Asisten cientos de parlamentarios de todo el mundo. Adicionalmente, la UIP y el Parlamento Europeo también organizan sesiones parlamentarias en el marco de los foros públicos anuales de la OMC, en los que “Los participantes de los gobiernos, los parlamentos, la sociedad civil, el sector empresarial, la academia, y los medios de comunicación examinan cómo funciona el sistema comercial y discuten la efectividad de la OMC como institución. En los últimos años, los temas de debate han incluido el comercio de recursos naturales, agricultura, servicios, cambio climático, comercio inclusivo y cuestiones de soberanía nacional vinculadas a las negociaciones de la OMC”. 124 Desde el punto de vista organizativo, la CPOMC cuenta con el citado comité ejecutivo, del que participan veintidós parlamentos nacionales, así como algunas asambleas y estructuras parlamentarias regionales e internacionales como la Asociación Parlamentaria del Commonwealth, la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa y la secretaría general de la OMC. Cada parlamento u organización miembro del comité tiene derecho a elegir a sus representantes.

Parlamentos, Democracia y Orden Internacional El 30 de junio de 2018 se festejó por primera vez el “Día Internacional del Parlamentarismo”. La fecha fue adoptada por Resolución Nº 72/278 de la AGNU porque coincide con el día de creación de la UIP en 1889. En simultáneo, una campaña de comunicación de la UIP se preguntaba: “¿Están las democracias en peligro?” “¿Cómo pueden los 124  Sugiero ver en https://youtu.be/sMoUS7Vpeuc (PGM40) una serie de entrevistas que realicé a parlamentarios que participaron tanto de una reunión del comité ejecutivo de la CPOMC como del foro público anual de la OMC en octubre de 2019.


129 parlamentos lograr la confianza de la gente?” y “¿Cómo pueden los parlamentos enfrentar los desafíos actuales?” 125 Lo cierto es que todos los países cuentan con algún sistema de gobierno representativo. De 193, 79 tienen sistemas parlamentarios bicamerales y 114 unicamerales, dando un total de 272 cuerpos con más de 46.000 miembros en todo el mundo. Puede parecer extraño, entonces, que las Naciones Unidas establezcan un día especial para reconocer el rol de los parlamentos recién en el año 2018, cuando se trata de una institución de larga data126 y, además, ya existía una década antes, desde 2007, el “Día Internacional de la Democracia”, que se festeja los 15 de septiembre de cada año en todo el mundo.127 Sin embargo, bienvenido sea, tal vez más oportuno que nunca. La decisión fue adoptada durante la 89ª sesión plenaria de la AGNU el 23 de mayo de 2018, a través del punto 21 de la resolución citada al comienzo. 128 ¿En qué se basa la ONU para hacerlo? En una serie de antecedentes que incluyen, en primer término, al documento final de la cumbre mundial de jefes de estado y de gobierno celebrada en la sede de las Naciones Unidas del 14 al 16 de septiembre de 2005, de fecha 24 de octubre de 2005, identificado como A/RES/601, en cuyo numeral 171 (Capítulo Cooperación entre las Naciones Unidas y los parlamentos) instan a “que se refuerce la cooperación entre las Naciones Unidas y los parlamentos nacionales y regionales, en particular por conducto de la Unión Interparlamentaria, con vistas a promover todos los aspectos de la Declaración del Milenio en cada uno de los ámbitos de la labor de las Naciones Unidas y asegurar la ejecución efectiva de la reforma de las Naciones Unidas”. Por supuesto, seguidamente, el documento se refiere a la “Participación de las autoridades locales, el sector privado y la sociedad civil, incluidas las organizaciones no gubernamentales”. En tal sentido, los líderes manifestaron acoger con beneplácito “las contribuciones positivas del sector privado y la sociedad civil, incluidas las organizaciones no gubernamentales, 125  https://www.ipu.org/international-day-parliamentarism-2018-are-parliamentary-democracies-in-danger 126  El parlamento más antiguo del mundo es el Alþingi, de Islandia, fundado en el año 930 en la región de Þingvellir, localidad cercana a Reikiavik, que se convertiría posteriormente en la capital de la nación. 127 Aprobado en su 46º sesión plenaria del 8 de noviembre de 2007 por resolución 62/7, la Asamblea General de las Naciones Unidas se expresa “Consciente de la función central de los parlamentos y de la participación activa de las organizaciones de la sociedad civil y los medios de comunicación y de su interacción con los gobiernos en todos los niveles en la promoción de la democracia, la libertad, la igualdad, la participación, el desarrollo, el respeto de los derechos humanos y las libertades fundamentales y el estado de derecho”; y en el numeral 18 de la norma citada, invita a los estados miembros de la ONU “a que sigan asegurando que a los parlamentarios y las organizaciones de la sociedad civil se les ofrezcan suficientes oportunidades de participar en la celebración del Día Internacional de la Democracia y de hacer una contribución a tal efecto”. Como se observa, se coloca a los parlamentarios y a la sociedad civil en un mismo plano. 128 “La Asamblea General, … 21.- Decide, con efecto a partir de su septuagésimo segundo período de sesiones, que el 30 de junio de cada año se celebre el Día Internacional del Parlamentarismo, invita a todos los Estados Miembros, los parlamentos nacionales, las organizaciones del sistema de las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales competentes, la sociedad civil, incluidas las organizaciones no gubernamentales, y todos los demás interesados pertinentes a que celebren el Día y lo den a conocer, y destaca que el costo de todas las actividades de las Naciones Unidas que puedan derivarse de la celebración del Día deberán sufragarse mediante contribuciones voluntarias”.


130 a la promoción y ejecución de los programas de desarrollo y de derechos humanos”, y subrayan la importancia de “que sigan colaborando con los gobiernos, las Naciones Unidas y otras organizaciones internacionales en esas esferas fundamentales”. Se trata de una apuesta al parlamentarismo, pero también a la sociedad civil. Otros antecedentes citados en la resolución de la ONU son las resoluciones 57/32 del 19 de noviembre de 2002, en la que se invitó a la UIP a participar en su labor en calidad de observadora; y 70/298, del 25 de julio de 2016, en la que, entre otras cosas, se decidió reforzar las modalidades de cooperación entre las entidades de las Naciones Unidas y la comunidad parlamentaria mundial; así como el Acuerdo de Cooperación de 1996.

También se tomaron como antecedentes la resolución UIP titulada “Compartir nuestra diversidad: el vigésimo aniversario de la Declaración Universal sobre la Democracia”, aprobada durante la 137º asamblea celebrada en San Petersburgo, Federación Rusa, del 14 al 18 de octubre de 2017, y muchas otras actividades emprendidas por UIP en apoyo de las Naciones Unidas. Otro antecedente valorado por la AGNU fueron los resultados de las conferencias mundiales de presidentes de parlamentos celebradas en 2000, 2005, 2010 y 2015, en las que “se reafirma el compromiso de los parlamentos nacionales y la Unión Inter-Parlamentaria de apoyar la labor de las Naciones Unidas y seguir tratando de reducir la disparidad democrática en las relaciones internacionales”. Por supuesto, también se pusieron en valor las audiencias parlamentarias a las que ya hicimos referencia, así como otras reuniones especializadas que organiza la UIP en cooperación con las Naciones Unidas coincidiendo con sus grandes conferencias y eventos, incluyendo y muy especialmente la asamblea general anual. Otro ámbito que resaltó la Organización de las Naciones Unidas al fijar el Día Internacional del Parlamentarismo es la labor que realiza la UIP impulsando medidas parlamentarias a favor de la aplicación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible (Resolución 70/1); el Acuerdo de París aprobado en virtud de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (decisión 1/CP.21, anexo); y en particular el creciente papel que desempeña el comité permanente de asuntos de las Naciones Unidas de la UIP, “sirviendo como plataforma para la interacción periódica entre los parlamentarios y los funcionarios de las Naciones Unidas, en particular en cuanto a la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, examinando el cumplimiento de los compromisos internacionales, facilitando vínculos más estrechos entre los equipos de las Naciones Unidas en los países y los parlamentos nacionales y ayudando a configurar las contribuciones


131 parlamentarias a los principales procesos de las Naciones Unidas”. Se reconoce en general, además, la labor que realiza la UIP en las esferas de la democracia y los derechos humanos, la igualdad de género, el empoderamiento de las mujeres -incluidas las mujeres que se dedican a la política-, el empoderamiento de la juventud, la paz y la seguridad, el desarme, la no proliferación, el desarrollo sostenible y el diálogo entre religiones y grupos étnicos, así como la lucha contra el terrorismo y la prevención del extremismo violento cuando conduzca al terrorismo. En virtud de todo ello la AGNU, tomando nota de la labor realizada por los organismos y programas del sistema de las Naciones Unidas -incluido el PNUD-, en apoyo de los parlamentos nacionales de todo el mundo, y reconociendo la función y la responsabilidad de los parlamentos nacionales en lo que respecta a los planes y estrategias nacionales, así como a asegurar una mayor transparencia y rendición de cuentas tanto a nivel nacional como mundial, resolvió, complementariamente a la declaración del “Día Nacional del Parlamentarismo”, acoger con beneplácito las medidas adoptadas por la UIP para promover una colaboración más sistemática con las Naciones Unidas y, en particular, alentó a los estados miembros a que, a través de sus gobiernos, “consideren la posibilidad de extender la práctica de la audiencia parlamentaria que celebran conjuntamente las Naciones Unidas y la Unión Interparlamentaria a otras reuniones parlamentarias organizadas paralelamente a las grades conferencias y procesos de las Naciones Unidas, como la reunión parlamentaria que se organiza en ocasión del período de sesiones anual de la Comisión de la Condición Jurídica y Social de la Mujer, con miras a incluir los resultados de estas reuniones parlamentarias como contribución formal a los respectivos procesos de las Naciones Unidas” (numeral 7). Si bien no se trata de un evento ONU, el G20 debería tomar seriamente en cuenta esta propuesta, es decir, organizar audiencias parlamentarias previas a la celebración de su cumbre de jefes de estado y de gobierno. La confianza pública en las instituciones políticas –incluyendo a los parlamentos- ha disminuido en las décadas recientes. The Economist –que posee un índice que mide la calidad de las democracias en el mundo- da cuenta de un estancamiento e inclusive de un retroceso a nivel mundial.129 Argentina se encuentra entre las democracias defectuosas, pero no es la única. De hecho, apenas 19 países cuentan con democracias plenas.130 La necesidad de fortalecer las democracias en el mundo, sus sistemas políticos, y en particular a los parlamentos –que constituyen su centro neurálgico-, es harto evidente. Ignorarlos sólo genera mayor 129  https://infographics.economist.com/2018/DemocracyIndex/ 130  Por orden de rango: Noruega, Islandia, Suecia, Nueva Zelanda, Dinamarca, Irlanda, Canadá, Australia, Finlandia, Suiza, Países Bajos, Luxemburgo, Alemania, Reino Unido, Austria, Mauricio, Malta, Uruguay y España, apenas 4 de 19 países miembros plenos del G20.


132 incertidumbre, conflictividad, y afecta gravemente la gobernabilidad, poniendo en riesgo no sólo a los ciudadanos, sino también a los propios gobiernos. La exclusión de los parlamentos del análisis y debate de los desafíos globales no parece prudente. La UIP tomó nota recientemente de ello, pero la intensa y vertiginosa dinámica de un mundo cambiante estaba dejando a la institución y por ende a los parlamentos cada vez más lejos de los nuevos centros de decisiones. Bajo el título de “Gobernanza Global” la institución aborda la cuestión al sostener: “Con la creciente globalización, los ciudadanos de todo el mundo se sienten abandonados. Los parlamentarios son representantes del pueblo y, por lo tanto, desempeñan un papel fundamental para cerrar la brecha entre las expectativas de los ciudadanos y la gobernanza mundial”. Por ese motivo, “Desde su primera Conferencia Mundial en el 2000, los presidentes de los parlamentos han señalado constantemente a la UIP que se debe proporcionar una dimensión parlamentaria a la cooperación internacional”. “Estamos comprometidos en aumentar el papel de los parlamentos en los asuntos globales, ayudando a superar el déficit democrático en las relaciones internacionales y asegurar que los compromisos internacionales se traduzcan en realidades nacionales”. 131 Sin embargo, la participación de los parlamentos en las Naciones Unidas y en la OMC a través de la UIP no parece suficiente, toda vez que el G20, no despojado de críticas132, ha ido creciendo año tras año, adoptando cada vez más asuntos no financieros y cuestiones de largo plazo. 133 El P20 le ha permitido a la UIP desembarcar en una dimensión que hasta ahora no había sido explorada, al menos en la forma planteada por Argentina. 134

131 Ver: https://www.ipu.org/our-work/global-governance 132 Anders Åslund, citado por Argüello, publicó en el Financial Times en noviembre de 2009 una nota de opinión titulada: “The Group of 20 must be stopped”, donde señala como un serio defecto del G20 la violación de los principios fundamentales de cooperación internacional, señalando que “El gobierno de las grandes potencias sobre el resto es peligroso porque puede volverse injusto y reaccionario”. Si bien no se trata de las grandes potencias, porque no lo son todos sus miembros, aunque sí la mayoría, sin lugar a dudas el G20 debe ser complementario a las Naciones Unidas, sin perjuicio de la necesidad de replantear el sistema de gobernanza global. El artículo puede leerse en: https://www.ft.com/content/37deaeb4-dad0-11de-933d-00144feabdc0 133 Jorge Argüello tituló el segundo capítulo de su libro sobre el G20 con el interrogante: “¿Hacia un nuevo orden multilateral?”, en cuyo marco destaca entre las Cumbres de Líderes la de 2011 en Cannes, Francia, organizada bajo la presidencia de Nicolás Sarkozy, que tuvo como lema: “Nuevo mundo, nuevas ideas”, y en cuyo marco se impulsó “un debate sobre el papel definitivo que debía tener el foro en la gobernanza mundial” (ob. cit., páginas 92 y 93). Como resultado, sintetiza Argüello, se “lograron acuerdos mínimos que terminaron de confirmar el saldo del G20 hacia una nueva fase en la que mantendría su prioridad de estabilidad económica y financiera global, pero sin dejar de considerar el resto de los problemas de desarrollo y a los países emergentes dentro de la mesa de intereses que conformaba el Grupo” (pág. 95). 134  Bajo el título “La UIP se involucra en el P20”, finalizado el primer P20, organizado en Buenos Aires en el año 2018, el organismo expresó en su website: “La UIP y el Congreso Nacional de Argentina reunieron a los 20 presidentes de Parlamentos y otros legisladores, del 31 de octubre al 2 de noviembre, unas semanas antes de la próxima Cumbre de Jefes de Estado del G20. La reunión ha sido nombrada P20 porque convoca a una Cumbre de Presidentes y un Foro Parlamentario en el contexto del G20. En las reuniones, los parlamentarios discutieron temas globales clave, recibieron información de primera mano sobre el progreso del G20 y consideraron formas de apoyar la implementación de las decisiones del G20”.


133 Iniciativa para la creación de un parlamento internacional La idea de crear un parlamento internacional registra como origen 1793, durante la revolución francesa, cuando “revolucionarios cosmopolitas llaman a la creación de una república mundial con un parlamento global”. 135 Desde entonces, su planteo ha sido recurrente. 136 135 https://es.unpacampaign.org/la-propuesta/history/ 136 Han apoyado la idea de la creación de un parlamento internacional a través de la historia según la UNPA Campaign: en 1905 Alfred Tennyson, poeta británico, que se refirió al parlamento de la humanidad en el poema “Locksley Hall”; ese mismo año, en una conferencia en Bruselas, una delegación del Congreso de los EE.UU. sugirió el establecimiento de un parlamento mundial; en 1914 el Movimiento de Paz alemán encabezado por la feminista y activista por la paz Bertha von Suttner, apoyó un parlamento mundial; en 1918 la delegación británica en las conversaciones de paz en Versalles luego de la 1ª Guerra Mundial sugirió que la Liga de las Naciones incluyera un parlamento mundial; en 1919 la Conferencia Internacional de las sociedades de la Liga de las Naciones en Berna llamó a la creación de un parlamento internacional; en 1938 Shoghi Effendi, guardián y elegido de la fe Bahá’í, apoyó un parlamento mundial; en 1943 Henry Ford, fundador de la Ford Motor Company, pidió por la creación de un parlamento mundial; en 1945, después de la segunda guerra mundial, el ministro de asuntos exteriores británico sugirió que se estudiara la idea de crear un parlamento mundial; en 1946, en una encuesta realizada en los EE.UU., el 62% respondió estar de acuerdo en que los EE.UU. participa en un parlamento mundial; en 1947 Albert Einstein publicó una carta abierta a la AGNU para que las delegaciones de las Naciones Unidas fueran elegidas a través de elecciones; en 1949 un ex delegado de los EE.UU. a la conferencia de San Francisco que estableció las Naciones Unidas en 1945 sugirió que la UNPA podría crearse en base al art. 22º de la Carta de la ONU; en 1953, reunidos en Copenhague, Dinamarca, más de 400 parlamentarios respaldaron una revisión de la carta de las Naciones Unidas para el establecimiento de un parlamento mundial; en 1954, en un discurso en la ONU, el embajador indio expresó que la creación de un parlamento mundial sería algo “muy deseable”; en 1985 la red internacional de ONG para una segunda asamblea de la ONU, INFUSA, hizo un llamado para estudiar propuestas para la creación de una “Segunda Cámara”; en 1990, la conferencia sobre “Unas Naciones Unidas más democráticas” (CAMDUN), incluyó en su temario un debate sobre propuestas para la creación de un parlamento mundial: en 1992, el Movimiento Federalismo Mundial, una ong internacional establecida en 1947, promovió la creación de la UNPA como primer paso hacia un parlamento mundial; en 1993 el comité de asuntos exteriores de la cámara de los comunes de Canadá apoyó la campaña para la creación de la UNPA; en 1994, en una resolución sobre una reforma de la ONU el parlamento europeo sugirió la creación de una asamblea parlamentaria en las Naciones Unidas, mientras un estudio de los expertos de esa organización, Erskine Childers y Brian Urquhart, bajo el título “Renovando el Sistema de Naciones Unidas”, recomendó la creación de una asamblea parlamentaria; en 1995 el reporte de la comisión sobre gobernanza global apoyó la idea, “cuando el momento llegue”; en 1997 los profesores Richard Falk y Andrew Strauss de los EE.UU. publicaron un primer artículo de una influyente serie que promueve un parlamento mundial; en 1999, en ocasión de la conferencia sobre la OMC en Seattle, 150 parlamentarios internacionales y el parlamento europeo hicieron un llamado para el establecimiento de una asamblea parlamentaria de la OMC; en el 2000 en París se formó el comité para un parlamento mundial, integrado por ex jefes de estado, entre ellos Nelson Mandela, oportunidad en la que el presidente de la República Checa, Vaclav Havel, hizo un llamado por un parlamento mundial en su discurso en la cumbre del milenio de la ONU; en 2001 la 1ª Conferencia Internacional de Jefes de Justicia del Mundo se reunió en Lucknow, India, y mostró su apoyo a la creación de la UNPA; en 2002 la declaración de Londres de la Campaña Mundial para la Reforma en Profundidad del Sistema de Instituciones Internacionales liderada por el foro UBUNTU, una red de ONG internacionales e intelectuales, apoya un parlamento mundial; en 2003 el 22º congreso de la internacional socialista, reunido en Sao Paulo, apoya el objetivo de creación de la UNPA; en 2005 en una carta abierta firmada por la mayoría de los parlamentarios suizos, se solicitó al secretario general de la ONU, Kofi-Annan, que examinara la propuesta para la creación de la UNPA; por su parte el congreso de la Internacional Liberal apoya la creación de la UNPA en las Naciones Unidas; en 2006, el congreso de la Federación Mundial de las Asociaciones para las Naciones Unidas, reunido en Buenos Aires, adoptó una resolución a favor de la creación de la UNPA; en 2007, en una resolución adoptada en el día de las Naciones unidas, el Parlamento Panafricano hizo un llamado por la creación de la UNPA. Ese mismo año el comité de asuntos exteriores de la cámara de los comunes de Canadá apoyó la creación de la UNPA. Por su parte el ex secretario general de la ONU, Boutros-Ghali, emitió un mensaje de apoyo a los participantes de la campaña por la creación de la UNP, que se lanzó en más de diez países y fue apoyada por aproximadamente 400 miembros de parlamentos de 70 países. En 2008, la 2ª Reunión Internacional sobre la UNPA se reunión en el parlamento europeo en Bruselas. Ese mismo año el senado de Argentina apoyó la propuesta; al igual que el Parlamento Latinoamericano. Por otra parte, en un reporte oficial, el gobierno de Suiza expresó su visión de apoyo. Además, expresó su apoyo el Primer Congreso Verde Mundial celebrado en Sao Paulo. Ese mismo año se reunieron la 1ª Reunión Internacional sobre la UNPA en Ginebra; en 2009 la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa apoyó la creación de la UNPA; la 3ª Reunión Internacional sobre la UNPA se reúne en Nueva York; la Cámara de Diputados de Argentina apoya la idea; la campaña emite un “Llamado a la supervisión democrática de las instituciones financieras y económicas internacionales”, logrando el apoyo de 600 parlamentarios entre los de mandato vigente y vencido; en 2010 se reúne en Buenos Aires la 4ª Reunión Internacional sobre la UNPA. Ese mismo año la asamblea nacional de Seychelles da su apoyo. En 2011 el PARLASUR apoya la UNPA y en una resolución sobre la política de la Unión Europea, el parlamento europeo apoya la UNPA; en 2012 el 3º Congreso Verde Mundial reunido en Dakar reitera su apoyo; en 2013 el apoyo a la UNPA alcanza a 1.200 parlamentarios entre vigentes y con mandato cumplido. En la cumbre del Commonwealth en Sri Lanka, el ministro de relaciones exteriores de Malta apoya la creación de la UNPA. En la 5ª Reunión Internacional sobre una UNPA tiene lugar en el parlamento europeo en Bruselas. Se lanza la 1º Semana de Acción Global por un Parlamento Mundial. Además, el comité de expertos independientes de la ONU brinda su apoyo. La asamblea legislativa de África oriental apoya la UNPA. En 2015 la comisión sobre seguridad, justicia y gobernanza global apoya una red parlamentaria de la ONU. Además, el gobierno de Cataluña, España, apoya la UNPA. En 2016 lo hace el Parlamento Panafricano, que convoca a la Unión Africana a mostrar su apoyo; en 2017 la campaña alcanza a 1.500 parlamentarios, y el parlamento europeo solicita el tema se debata en la ONU; en 2018 el parlamento europeo convoca a los gobiernos de la UE a apoyar la UNPA.


134 La idea básica, en su versión moderna, es simple: la creación de una Asamblea Parlamentaria en las Naciones Unidas. Uno de los responsables de impulsarla es la denominada UNPA Campaign, cuya propuesta señala: “En esta era de globalización, más y más cuestiones tienen dimensiones globales que requieren de cooperación global. En las Naciones Unidas y otros foros internacionales, los gobiernos se unen para negociar y tomar decisiones políticas que nos afectan a todos. La Carta de las Naciones Unidas comienza con las prometedoras palabras: ‘Nosotros, los pueblos’. Sin embargo, resultaría inútil para cualquiera buscar una cláusula en el documento donde se especifiquen las maneras en que la ciudadanía puede ocupar un rol en la toma de decisiones y deliberaciones de la organización”. “Los organismos de la ONU y otras agencias internacionales son ocupados por funcionarios designados por el poder ejecutivo de los gobiernos nacionales. Dada la creciente importancia de las organizaciones internacionales y sus decisiones, esto no es suficiente”. “Una Asamblea Parlamentaria en las Naciones Unidas (UNPA por sus siglas en inglés) les daría por primera vez a los representantes elegidos popularmente, un rol formal en cuestiones globales. Como organismo adicional, la Asamblea representaría directamente a los ciudadanos y no a sus respectivos gobiernos. Inicialmente, los Estados podrían elegir si sus representantes ante la Asamblea Parlamentaria provendrían de los parlamentos nacionales, reflejando así su espectro político y de paridad de género, o si son directamente elegidos. Eventualmente, el objetivo es que todos los miembros sean directamente elegidos”. “Comenzando como un organismo de consulta, los derechos y poderes de la UNPA podrían ampliarse con el tiempo, a medida que su legitimidad democrática aumente. La Asamblea actuará como un organismo de control independiente al sistema de la ONU y como un reflejo democrático de la diversidad de opiniones mundiales. En el largo plazo, una vez que todos sus miembros sean democráticamente elegidos, la asamblea podría convertirse en un parlamento mundial que –bajo ciertas condiciones y en conjunto con la Asamblea General de las Naciones Unidas- sea capaz de adoptar regulaciones universalmente vinculantes”. “En síntesis, la ONU debería evolucionar desde lo que la mayoría cree es generalmente un ‘mentidero’ inefectivo, puro palabrerío, hacia un órgano democrático y legislativo viable”. 137 La campaña está organizada en forma de red global “defensora de la representación democrática de los ciudadanos del mundo en la ONU y las instituciones de gobernanza global”. Dentro de los seguidores de la campaña hay parlamentarios con mandato vigente y cumplido, funcionarios de gobierno, representantes de organizaciones de la sociedad civil, investigadores, y otros ciudadanos que adhieren a la idea. 137  De la website de la Campaña UNPA: https://es.unpacampaign.org


135 El mandato que sigue la campaña está basado en una “apelación” internacional para el establecimiento de una asamblea parlamentaria en la ONU, publicada por primera vez en el año 2007. El accionar y la estrategia internacional de la campaña son coordinadas por una Secretaría alojada por Democracias sin fronteras en Berlín138, que trabaja en forma cercana con la campaña para un comité gubernamental, los copresidentes del grupo de asesoramiento139, y organizaciones asociadas tales como el Movimiento Federalista Mundial radicado en Nueva York y en La Haya. El objetivo general de la campaña es “movilizar el apoyo gubernamental para el establecimiento de una UNPA. Mientras la campaña enfoca gobiernos, simultáneamente busca establecer apoyo parlamentario”. A esos efectos promueve el apoyo por parte de organizaciones no gubernamentales, y “trabaja en aras de lograr conseguir conciencia popular sobre una UNPA en respuesta a un déficit democrático en la gobernanza global”.

¿En qué sentido es antidemocrática la ONU?

¿Existe alguna experiencia que pueda ser usada para una asamblea parlamentaria en la ONU?

¿Cuál sería la diferencia entre la AGNU y la UNPA?

Resulta interesante reproducir algunas de las preguntas y respuestas formuladas por la organización como parte de su campaña140: “La Organización de las Naciones Unidas es un foro de gobiernos nacionales, con sus principales órganos comprendidos por representantes y funcionarios de la rama ejecutiva de los estados miembro quienes son normalmente seleccionados por medio del partido de la mayoría gobernante (o coalición). Por consiguiente, el diverso espectro político dentro de los estados miembro no está representado. Adicionalmente, cada estado miembro posee un voto, más allá de su tamaño poblacional. De esta manera, la representación democrática de la población mundial no se encuentra asegurada”. “Las asambleas parlamentarias existen en numerosas organizaciones intergubernamentales de carácter multilateral, como por ejemplo en el Consejo de Europa, la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa, la NATO, la Unión Africana y en el Mercosur, entre otros. Adicionalmente, es posible sacar importantes lecciones desde el desarrollo del Parlamento Europeo, creado como una asamblea consultiva en 1952 y evolucionando a lo largo de las décadas hasta la legislatura de hoy representando directamente a casi 400 millones de votantes elegibles.” “La Asamblea General de las Naciones Unidas es reconocida en la Carta de la ONU como el órgano principal de la organización en donde los gobiernos de los estados miembro de la ONU son representados con un voto cada uno. La Asamblea Parlamentaria propuesta podría ser un nuevo órgano subsidiario, uno que represente a los diversos pueblos del mundo y en donde la distribución de escaños sería graduada. Miembros de los grupos de oposición

138 Su coordinador general es Andreas Bummei. 139 Curiosamente entre los copresidentes del Grupo Parlamentario está el argentino Fernando Iglesias, diputado nacional, único latinoamericano; Daniel Jositsch, miembro del consejo de estado suizo; Lo Leinen, miembro del parlamento europeo; Naveed Qamar, miembro del parlamento de Pakistán; e Ivone Soares, miembro del parlamento de Mozambique. 140 https://es.unpacampaign.org/la-propuesta/preguntas-frecuentes/


136 nacional serán representados en una Asamblea Parlamentaria, asegurándose que el órgano pueda reflejar un espectro político más amplio.” ¿Cuál es la diferencia entre la UNPA y un Parlamento Mundial?

“La Asamblea Parlamentaria propuesta, inicialmente, tendría en gran medida funciones consultivas y de supervisión frente a la ONU y sus organizaciones familiares. En el comienzo, la asamblea podría posiblemente estar compuesta de miembros de los parlamentos nacionales y regionales. Un parlamento mundial, en cambio, es concebido como un cuerpo capaz de aprobar una ley globalmente vinculante y cuyos miembros sean directamente elegidos. La Asamblea Parlamentaria podría dar el pequeño primer paso en dirección hacia un objetivo a largo plazo de un parlamento mundial.”

¿Cuál es la diferencia entre la UNPA y la UIP?

“La Unión Inter-Parlamentaria es una asociación independiente de parlamentos nacionales con el objetivo principal de fortalecer la habilidad de los parlamentos nacionales en el ejercicio de su función supervisora de actividades internacionales a nivel nacional. El propósito de la propuesta Asamblea Parlamentaria, en cambio, es el de ejercer funciones parlamentarias directamente en un nivel internacional, conforme a su propio derecho. Uno de sus objetivos es el de crear ejecutivos e instituciones en las Naciones Unidas que respondan a un cuerpo parlamentario global. Actualmente no existe ningún interés desde la Unión Inter-Parlamentaria en asumir tal capacidad.”

¿Es necesaria una enmienda de la Carta de la ONU para establecer la UNPA?

“Es posible establecer una Asamblea Parlamentaria sin enmendar la Carta de la ONU. Si una Asamblea Parlamentaria es establecida como un cuerpo subsidiario de la Asamblea General bajo el artículo 22 de la Carta de las Naciones Unidas o bajo la base un nuevo tratado internacional entre gobiernos, una enmienda de la Carta no sería requerida.”

¿Es necesaria la aprobación del Consejo de Seguridad de la ONU y de sus miembros permanentes para establecer la UNPA?

“Una aprobación del Consejo de Seguridad o de sus miembros permanentes podría solamente ser requerida si el procedimiento para establecer una Asamblea Parlamentaria involucrara una enmienda de la Carta de las Naciones Unidas. Si una asamblea se estableciera como un cuerpo subsidiario por medio de un voto de la Asamblea General de la ONU bajo el artículo 22 de la Carta de las Naciones Unidas o sobre la base de un nuevo tratado internacional entre gobiernos, este no sería el caso.” Otra iniciativa de origen reciente es Together First141, de Global Challenges Foundation 142, que toma como punto de partida para la transformación de la gobernanza global al 75º aniversario de la ONU en 2020, siendo su objetivo “lograrlo al conseguir un asiento en la mesa para la sociedad civil cuando se discuta el futuro del mundo”.

141 UNA-UK proporciona la Secretaría de Together First, organizada como campaña a través de una coalición de más de 150 ONG, lanzada en el foro de París junto con el centro Stimson, el instituto Igarapé, CIVICUS y la iniciativa china sobre derecho internacional. Las decisiones dentro de la red son apoyadas por un equipo de coordinación de representantes de cada una de estas organizaciones. Global Challenges Foundation provee la financiación del proyecto. El focus group de la iniciativa cuenta con doce personas que representan a, al menos, una de cada región geográfica de la ONU, y se divide en partes iguales entre miembros del equipo de coordinación, expertos en gobernanza global, expertos en riesgos catastróficos mundiales, y representantes de grupos marginados y menos escuchados. La argentina Cecilia Nahon, ex Embajadora de Argentina en los EE.UU. y sherpa G20 es una de ellos. https://globalchallenges.org/initiatives/ partnerships/together-first/ 142  https://globalchallenges.org


137 Su enfoque consiste en formar coaliciones de ONG, líderes de campaña y activistas, en torno a las ideas más prometedoras de cómo se pueden mejorar los sistemas de gobernanza global “para que la humanidad esté mejor equipada para enfrentar los riesgos catastróficos globales y otros desafíos importantes que la humanidad enfrenta colectivamente, y proporcionar una plataforma para convertir estas ideas en realidad”. La campaña coordina el trabajo para mitigar las principales amenazas mundiales como el cambio climático, la pobreza extrema, las armas de destrucción masiva y la guerra cibernética. Señala, en tal sentido: “Estos riesgos catastróficos globales siguen siendo gobernados en forma completamente inadecuada y abrumadoramente dominados por los estados, a pesar de ser evidente que, para tener éxito, una gran cantidad de otros actores deberían ser parte del proceso de toma de decisiones”. “Al definir visiones claras y audaces y demostrar a los responsables de la toma de decisiones dónde se puede encontrar apoyo y recursos para las ideas de transformación propuestas, Together First proporcionará hojas de ruta realistas para la implementación del cambio”. Es interesante la síntesis descriptiva que hace la Global Challenges Foundation de la Gobernanza Global: “El objetivo de la gobernanza global, más o menos definido, es proporcionar bienes públicos globales, particularmente sistemas de paz y seguridad, justicia y mediación para conflictos, mercados funcionales y estándares unificados para el comercio y la industria. Un bien público global crucial es la gestión de riesgos catastróficos: establecer mecanismos apropiados para reducir al máximo la probabilidad y el impacto de cualquier evento que pueda causar la muerte de mil millones de personas en todo el planeta o daños de magnitud equivalente”. De hecho, la Global Challenges Foundation cuenta con un listado de riesgos catastróficos muy interesante. 143 “La institución líder a cargo de la gobernanza global hoy es las Naciones Unidas. Fue fundada en 1945, a raíz de la Segunda Guerra Mundial, como una forma de prevenir futuros conflictos a esa escala. Las Naciones Unidas no reúnen directamente a los pueblos del mundo, sino a los estados nacionales soberanos, y actualmente cuenta con 193 miembros que hacen recomendaciones a través de la Asamblea General de la ONU. El principal mandato de la ONU es preservar la seguridad global, lo que hace particularmente a través del Consejo de Seguridad. Además, la ONU puede resolver los problemas legales internacionales a través de la Corte Internacional de Justicia e implementa sus decisiones clave a través de la Secretaría, dirigida por el Secretario General. Las Naciones Unidas han agregado una variedad de áreas a su mandato central desde 1945. Trabaja a través de una variedad de agencias e instituciones asociadas, particularmente para asegurar una mayor prosperidad compartida, como un objetivo deseable en sí mismo y como una forma indirecta de aumentar la estabilidad global. Como una iniciativa 143  https://globalchallenges.org/global-risks/


138 clave en tal sentido, en 2015 la ONU articuló los Objetivos de Desarrollo Sostenible, creando objetivos comunes para el futuro colectivo del planeta. Más allá de la ONU, otras instituciones con un mandato global juegan un papel importante en la gobernanza global. De importancia primordial son las llamadas instituciones de Bretton Woods: el Banco Mundial y el FMI, cuya función es regular la economía global y los mercados crediticios. Esas instituciones no están exentas de críticas por esta misma razón, a menudo se las culpa de mantener la desigualdad económica. La gobernanza global se efectúa más generalmente a través de una variedad de organizaciones que actúan como organismos intermediarios. Estos incluyen organismos a cargo de la coordinación regional, como la UE o ASEAN, que coordinan las políticas de sus miembros en una determinada zona geográfica. También incluyen iniciativas estratégicas o económicas bajo el liderazgo de un país -por ejemplo, la OTAN para los EE.UU. y la Iniciativa del Cinturón y Ruta de la Seda para China-, o una coordinación más general para la defensa o la integración económica, como APEC o ANZUS144. Finalmente, la gobernanza global se basa en foros más flexibles como el G20, el G7, el Foro Económico Mundial que, si bien no establecen tratados, ofrecen espacios para reunirse, debatir ideas, alinear políticas y establecer normas. Esta última categoría podría extenderse a las instituciones de múltiples partes interesadas que tienen como objetivo alinear los estándares mundiales, como la Internet Engineering Taskforce (IETF) y el World Wide Web Consortium (W3C)”. “En resumen, la gobernanza global es esencial, pero está fragmentada, es compleja, y poco entendida. En este contexto, las preguntas clave planteadas por la Global Challenges Foundation son cómo reformar las instituciones, cómo desarrollar instituciones alternativas, y cómo utilizar las nuevas tecnologías para mejorar la gobernanza”. Se citan entre los teóricos de una democracia mundial a David Held, Gillian Brock, Daniele Archibugi, Luis Cabrera, Thomas Pogge, Torbjörn Tännsjö, Richard Falk y Andrew Strauss. También se cita a George Monbiot, Dieter Heinrich, Joseph Schwartzberg y Erkine Barton Childers, así como al ya mencionado Andreas Bummel. 145 En mi opinión, que los seres humanos soñemos con una democracia global que como tal cuente con un parlamento internacional es extraordinariamente positivo. El acelerado proceso de globalización de alguna manera va puliendo una suerte de sociedad global, aún muy fragmentada, pero por lo menos cada vez más interconectada. Es muy positivo que este debate forme parte de la agenda global, conjuntamente con la búsqueda de respuestas a desafíos sin lugar a dudas presentes, actuales, a los que no podemos ser indiferentes, como la ingeniería del sistema de gobernanza global. Pero en paralelo debemos 144 Alianza conformada por los EE.UU., Australia y Nueva Zelanda, que a su vez tiene un pacto de unidad con el Reino Unido, para garantizar la seguridad en el pacífico sur. 145  “La historia de los modelos de gestión mundial”, Global Challenges Foundation, 2017.


139 continuar abogando por la democratización de las instituciones, organismos y ámbitos internacionales preexistentes a un futuro parlamento internacional; mejorar la performance de instituciones como la UIP; y continuar avanzando en los procesos de integración regional cuyas ramas parlamentarias, con excepción del parlamento europeo, aún se encuentran en proceso de formación y perfeccionamiento. El P20 es un ejemplo concreto para tener en cuenta, porque desnuda cómo están considerados los parlamentos nacionales por los gobiernos de los diecinueve países más grandes del mundo más la Unión Europea.

Alinear los planetas: A sociedades civiles fuertes, parlamentos fuertes En 2003 Kofi Annan, secretario general de las Naciones Unidas, organizó un panel de alto nivel sobre sociedad civil y gobernanza global con personalidades destacadas. En octubre de 2004 su presidente, el ex mandatario de Brasil, Fernando Henrique Cardoso, presentó un “contextual paper” que nos permite comenzar a navegar en estas aguas. “Estamos viviendo en un mundo nuevo. El orden mundial actual es más abierto, complejo, diverso, interconectado y arriesgado que nunca. El orden global contemporáneo es cada vez más el resultado de múltiples patrones entrelazados de interacción transnacional conformados tanto por actores estatales como no estatales. La interacción entre la sociedad civil y las Naciones Unidas solo puede entenderse adecuadamente dentro de este marco más amplio de referencia”. “Los problemas críticos atraviesan las jurisdicciones territoriales nacionales y están siendo debatidos por una variedad de asociaciones civiles en un espacio público cada vez más amplio. Las amenazas globales, como la volatilidad financiera, los desastres ambientales, el terrorismo, las drogas y las enfermedades contagiosas, afectan la vida de las personas en todas partes y son de tal magnitud que ningún país puede abordarlas por sí solo”. “La globalización aumenta dramáticamente la interacción de las esferas nacional y global. Pero la globalización no es solo un proceso económico o tecnológico. También es un fenómeno político, social y cultural”. “No solo se intercambian capitales y bienes en el ámbito mundial. También información, valores, símbolos e ideas. No sólo los mercados y los flujos financieros están cada vez más integrados. Las asociaciones y redes flexibles también están mejorando la capacidad de las asociaciones civiles y los movimientos sociales para participar e influir”. “La influencia de la sociedad civil en la gestión del cambio global, a su vez, nunca podría haber alcanzado su amplitud y alcances actuales sin el


140 aumento concomitante de la acción ciudadana. El crecimiento de la acción privada para el bien común es un fenómeno reciente, masivo, casi universal”. “La ´revolución de la asociación global´ expandió y fortaleció a la democracia a nivel nacional. Esto fue -y sigue siendo en muchos lugares- un proceso conflictivo e irregular. La tendencia hacia sociedades más informadas, participativas y responsables parece, sin embargo, generalizada e irreversible”. “La gobernanza global -al igual que la globalización- es un proceso muy disputado en el que el espacio para la acción política de los estados y los de los actores no estatales se amplía considerablemente. Este proceso es mayor que la relación ONG-ONU”. Señalan Johnsson y Jönsson (2016)146 que, “Desde una perspectiva parlamentaria, el trabajo del panel estuvo esencialmente condenado desde el principio. El mandato que se dio subsumía a los legisladores como parte de la sociedad civil, algo que los legisladores de todo el mundo resisten. Los parlamentarios tienen un mandato electoral y responsabilidades constitucionales de las que la sociedad civil carece. Además, la única parlamentaria en el panel fue la ex presidenta del parlamento de Suecia Birgitta Dahl. Era conocida por sus puntos de vista extremadamente conservadores. Defendió fervientemente la opinión de que los parlamentos y los parlamentarios tienen poco o ningún papel que desempeñar en materia de cooperación internacional; y no tenía ninguna consideración particular por la UIP.” El informe Cardoso, describen los autores, “recomendó que la ONU ampliara y profundizara su compromiso con los parlamentos nacionales. Un elemento central consistió en sugerir que la Secretaría de la ONU estableciera comités de políticas públicas globales para discutir las prioridades emergentes en la agenda global. Estos comités estarían integrados por parlamentarios de una gama representativa de países. El Secretario General de la ONU, concluyó el informe, debía buscar la cooperación de la UIP y otras asociaciones parlamentarias”. Ante ello, “La reacción parlamentaria fue crítica. En su respuesta formal, la UIP sostuvo que los principios elementales de separación de poderes, justa representación y legitimidad democrática se veían gravemente socavados por el intento de subordinar los comités parlamentarios a la autoridad de una OIG como la ONU. La respuesta también señaló que los mecanismos parlamentarios propuestos dentro de la ONU duplicaban y eran casi idénticos a los que ya existían dentro de la UIP”. Al final, lógicamente, la propuesta del informe Cardoso no prosperó. Desde el punto de vista de las organizaciones de la sociedad civil, 146 “Completing the Architecture: Parliaments in Global Governance”, Anders Johnsson, ex secretario general de la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) y Christer Jönsson, de la Lund University. Paper preparado para la 16º reunión anual de la Academic Council of the United Nations System (ACUNS), 16-18 de junio de 2016, en Fordham University, ciudad de Nueva York, EE.UU.


141 su inserción en la arena internacional y en particular en las Naciones Unidas es notoria. Señalan los autores, “La ONU ofreció a las ONG acceso a organismos seleccionados, en particular el Comité Económico y Social (ECOSOC). Con los años, el número de ONG con estatus consultivo ha aumentado dramáticamente de 41 en 1948 a unas 4.000 en la actualidad”. En octubre de 2010, el instituto de estudios sobre seguridad de la Unión Europea (EUISS)147, la dirección general de investigación e innovación de la comisión europea148 y el Institute on Comparative Regional Integration Studies de la universidad de las Naciones Unidas (UNU-CRIS) 149, organizaron el seminario “El papel de la Sociedad Civil en la Gobernanza Global”. Raffaele Marchetti, de LUISS, Roma, sistematizó las presentaciones y los debates, y formuló una serie de reflexiones personales interesantes. En tal sentido, expresa: “Es ampliamente reconocido que la sociedad civil global o transnacional juega un papel importante en la gobernanza global … especialmente después del fin de la Guerra Fría, la presencia de organizaciones de la sociedad civil (OSC) en los asuntos internacionales se ha vuelto cada vez más relevante. Han desempeñado un papel en el establecimiento de la agenda, la elaboración de leyes y la gobernanza internacional, la diplomacia transnacional y la implementación y monitoreo de una serie de cuestiones globales cruciales que van desde el comercio hasta el desarrollo y la reducción de la pobreza, desde la gobernanza democrática hasta los derechos humanos, desde la paz hasta el medio ambiente, y de la seguridad a la sociedad de la información”. A lo que agrega: “Varias organizaciones internacionales han apoyado la inclusión de actores de la sociedad civil en la toma de decisiones internacionales. La ONU ha promovido activamente la cooperación con la sociedad civil en la gobernanza global, especialmente en relación con las cumbres mundiales que han proporcionado un foro para que se produzcan encuentros civiles mundiales. La Unión Europea ha seguido un enfoque similar al integrar diferentes tipos de organizaciones de la sociedad civil dentro de sus mecanismos de gobernanza”. Y concluye: “En resumen, la reciente presencia de la sociedad civil en asuntos internacionales puede interpretarse dentro de un paradigma más amplio, caracterizado principalmente por dos roles diferentes que desempeña la sociedad civil. Primero, las organizaciones de la sociedad civil han jugado un papel clave en la promoción de la democracia a través de la afirmación de los derechos humanos. En línea con la suposición liberal según la cual un sistema verdaderamente democrático solo puede surgir a través de la participación de una opinión pública efectiva y viva, que proporcione aportes al sistema 147 https://www.iss.europa.eu 148 https://ec.europa.eu/info/departments/research-and-innovation_es 149 http://cris.unu.edu


142 político y lo mantenga bajo la presión de la rendición de cuentas, los actores de la sociedad civil han brindado una cada vez más reconocida contribución a la legitimidad del sistema internacional de abajo hacia arriba. En segundo lugar, las organizaciones de la sociedad civil también han desempeñado un papel en la prestación de servicios. En las últimas décadas, los estados han desempeñado un papel decreciente como proveedores de servicios tanto a nivel nacional como internacional, lo que ha llevado a la privatización de la política mundial. En este contexto, organizaciones de la sociedad civil aparentemente “técnicas” y “apolíticas” han florecido tanto a nivel local como transnacional”. Marchetti pone en valor el contexto y alerta sobre una orientación planetaria que, en el futuro, disminuya en lugar de aumentar las chances de lograr una democracia global. “La constelación política específica que ha facilitado el crecimiento y la consolidación del activismo civil a nivel internacional puede ayudar a comprender no sólo los orígenes de este fenómeno, sino también a descifrar los contornos de cualquier desarrollo futuro del papel de la sociedad civil global. Si el apoyo de las instituciones internacionales disminuye, si el proceso de globalización se ve limitado por las políticas nacionalistas, si las innovaciones tecnológicas permanecen compartimentadas, y finalmente si el sistema internacional gira hacia un rígido centrismo de estado y evoluciona hacia un sistema multipolar dominado por real politics (incluyendo formas de regionalización), entonces las condiciones para el florecimiento transnacional de la sociedad civil pueden desvanecerse, y los activistas pueden verse presionados para encontrar formas alternativas de acción política que sean más adecuadas para este nuevo escenario”. Johnsson y Jönsson (2016), por su parte, señalan: “… aunque se escuchan voces más que nunca, aún existen importantes desequilibrios y limitaciones con respecto a la participación de actores no estatales en la gobernanza global. Las corporaciones transnacionales económicamente poderosas y las ONG bien organizadas y bien financiadas en el Norte global aún tienen considerablemente más puntos de acceso y recursos para influencia que los actores del Sur global”; a lo que agregan: “Las organizaciones internacionales que se ocupan de los derechos humanos, el desarrollo y el comercio son más abiertas que las dedicadas a la salud y las finanzas. Y la participación de actores no estatales es más extensa en el monitoreo y la aplicación, menos extensa en la formulación e implementación de políticas, y menos extensa en la toma de decisiones, la etapa políticamente más importante de la cooperación internacional (Tallberg et al. 2013; 259-60)”. Decididamente la influencia de las OSC en la arena internacional es cada vez más relevante, al punto que han adquirido un protagonismo y un reconocimiento mayor por parte de los gobiernos y sus organizaciones regionales e internacionales, que el otorgado a los parlamentos y a los parlamentarios.


143 Se trata de un fenómeno curioso, extraño, pero también justificable. Kathryn Hochstetler y Elisabeth Jay Friedman de la University of Miami 150 analizaron el sistema de representación política en Argentina, Bolivia y Brasil durante las denominadas “crisis de los partidos políticos” y su impacto sobre el protagonismo de las OSC. El estudio concluye que efectivamente el nivel de profundidad de una crisis de representación se refleja en un mayor reconocimiento ciudadano al rol y a la función de representación de las OSC, al menos en el corto plazo. Ahora bien, cuando los sistemas políticos muestran signos de reequilibrio, las OSC ofrecen mecanismos alternativos a través de los cuales los ciudadanos pueden influir en las decisiones políticas, pero sin tratar de reemplazar a los partidos. “Donde la crisis es profunda, las OSC reclaman algunas de las funciones básicas del partido, pero no necesariamente resuelven los problemas de representación política” dicen las autoras. Johnsson y Jönsson (2016) hacen una diferenciación interesante. Señalan que “un proceso genuinamente democrático implica no sólo la articulación de intereses (hacer demandas en los mercados de decisión política) sino también la agregación de intereses (convertir las demandas en alternativas de política general). En la política interna, la articulación de intereses ´marca el límite entre la sociedad y el sistema político´ (Almond y Powell, 1966:73) e involucra a grupos de interés de diversos tipos. Las formas en que se articulan las demandas abarcan desde manifestaciones y violencia, conexiones personales y representación de élite, hasta canales formales de acceso (Almond y Powell 1966: 81-6). Los partidos políticos constituyen las estructuras de agregación especializadas de las sociedades modernas. Las partes agregan intereses en un conjunto de propuestas de políticas. Solo uno de estos dos componentes esenciales está incluido en la democracia de los interesados. La sociedad civil y los actores empresariales participan en la articulación de intereses a nivel mundial y nacional. Sin embargo, los partidos políticos y los parlamentarios han estado notablemente ausentes en el ámbito internacional. La agregación de intereses se ha dejado en gran medida a las burocracias de las organizaciones internacionales”. En su opinión, “La creación de partidos políticos globales y un parlamento global es un escenario improbable en el futuro previsible. Sin embargo, ya existe una dimensión parlamentaria de la gobernanza global, en la medida en que las instituciones parlamentarias internacionales han crecido en número e importancia en las últimas décadas. Sin embargo, ´el interés en el papel de las instituciones parlamentarias internacionales (IPI) sigue siendo extremadamente limitado, especialmente si se considera su crecimiento en las relaciones internacionales de un mundo globalizado-regionalizado´ (Costa et al 2013b)”.

150  “Can Civil Society Organizations Solve the Crisis of Partisan Representation in Latin America?”, Latin American Politics and Society, 2008.


144 Como bien recuerdan, “Parece haber consenso entre los investigadores de que las IPI pueden contribuir a reducir el déficit democrático en la gobernanza global. Pueden estimular y proporcionar medios para la participación de los parlamentarios en los asuntos mundiales (Costa et al. 2013c:235). Además, los IPI no sufren el mismo déficit de legitimidad que las ONG. Si bien no está claro a quién representan las ONG no elegidas, ´las IPI pueden ser una fuente de legitimidad en cualquier nivel de gobernanza internacional porque, como parlamentarios, sus miembros son los únicos actores directamente responsables ante sus votantes, y pueden hacer que los gobiernos rindan cuentas por sus acciones´ (Sabic 2008ª 267)”. Con respecto a la necesidad de diferenciar a las IPI, expresan: “Alger (2010:60) sugiere una tipología basada en las dos dicotomías global/regional y general/específica. Sabic (2008a:258b:81-2) hace una distinción básica entre los órganos parlamentarios internacionales (OPI) y las asociaciones parlamentarias internacionales (API). Las OPI son órganos integrados de organizaciones intergubernamentales (IGOs) compuestas por parlamentarios. Ejemplos son el Parlamento Europeo y la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europa. El mandato de las IPOs está determinado por un tratado internacional. Las IPA son ´instituciones voluntarias, establecidas por parlamentarios de diferentes países, para abordar temas de interés común’ (Sabic 2008b:81). Las IPA pueden organizarse de muchas maneras diferentes: algunas están altamente estructuradas, como la Asamblea Parlamentaria de la OTAN, mientras otras tienen un tipo de organización más flexible, como la Asociación Parlamentaria para la Cooperación Euroárabe. Usando estas distinciones, podemos ubicar a nuestra IPI local, la Unión Inter-Parlamentaria (UIP), como una IPA global y general. Es la primera IPI en la historia, fundada en 1889”. Los parlamentos se integran con parlamentarios que participan o forman parte de un partido político, alianza o coalición de partidos, elegidos en elecciones libres decididas por el voto de la gente. Así como las crisis de representación afectan a los partidos políticos, del mismo modo afectan a los parlamentarios. Adicionalmente, en el caso de los legisladores, la diplomacia parlamentaria tiene pésima publicidad, y es considerada por los ciudadanos en muchas partes del mundo -sobre todo en América Latina y el Caribe- como una actividad innecesaria, irrelevante, o peor aún, se la asocia con la corrupción y el despilfarro, motivo por el cual comúnmente la denominan, en forma claramente peyorativa, “turismo parlamentario”. El empoderamiento de la sociedad civil no sólo es una excelente noticia. Sin lugar a dudas debe profundizarse, mediando la adopción de mecanismos institucionales que permitan asegurar que se trata de actores genuinos y, como tales, que enriquecen a la democracia, lo cual resulta aplicable tanto a la actuación de las OSC en el orden doméstico como internacional.


145 Con respecto a los parlamentos y a los parlamentarios; a los partidos políticos; a los regímenes electorales; y en general a todas las instituciones que permiten definir a un país y a una sociedad como democrática, incluyendo a la prensa libre y al derecho de asociación y en particular a las OSC, tratándose de un sistema, es necesario atender a la calidad y buen funcionamiento de todos. Lo más inteligente y deseable sería alinear los planetas, y que a sociedades civiles fuertes le correspondan instituciones políticas sólidas, incluyendo a parlamentos también fuertes, proactivos, y respetados por la comunidad.



Los grupos de compromiso del G20

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

147

Para 2020 el G20 contará con ocho grupos de compromiso:

En palabras de su sitio oficial, “El G20 tiene una fuerte tradición de trabajar con una amplia gama de organizaciones para aportar diferentes perspectivas sobre los desafíos financieros y socioeconómicos a la mesa del G20. Los Grupos de compromiso son colectivos independientes dirigidos por organizaciones del país anfitrión. Trabajan con otras organizaciones de los países del G20 para desarrollar recomendaciones de políticas que se presentan formalmente a los líderes del G20 para su consideración”.


148

B20,

el grupo de los empresarios El Business Twenty es el grupo de compromiso que canaliza el diálogo oficial de la comunidad empresarial con las naciones del G20. Conceptualmente, “representa a la comunidad empresarial global con todos los estados miembros del G20 y todos los sectores económicos”. 151 Formado en 2010, es el grupo de compromiso más antiguo del G20. El grupo se expresa a través de recomendaciones de políticas específicas, la representación consolidada de los intereses comerciales a nivel global, y aporta su experiencia en materia económica. Se destaca, además, por fomentar el diálogo entre el sector público y el sector privado. En espejo al G20, carece de una secretaría permanente, funcionando como un foro informal en lugar de una organización152. Sus cumbres se llevan a cabo anualmente, generalmente antes de las respectivas cumbres del G20. Sus miembros son, principalmente, representantes de negocios que generalmente provienen de los países del G20 e invitados especiales. 153 El elemento clave del B20 es el desarrollo de recomendaciones de políticas basadas en el consenso. El proceso implica la creación de grupos de trabajo centrados en temas relevantes para tanto para las empresas como para los responsables políticos por igual. En el transcurso del ciclo B20 cada grupo de trabajo desarrolla un documento de políticas con sugerencias específicas y acciones para evaluación y eventual implementación por parte del G20. Estas propuestas de políticas se entregan oficialmente a los líderes del G20 en la cumbre anual del B20. A esos fines el B20 cuenta con una serie de socios, según el siguiente detalle:

151  https://www.b20saudiarabia.org.sa/about-b20/ 152  Por ejemplo, tomando en cuenta la estructura del B20 en Arabia Saudita, se asigna a su presidente autoridad para nombrar a un asesor ejecutivo, un “sherpa”, a los miembros del comité ejecutivo, a los miembros del advocacy caucus, y a los presidentes de los grupos de trabajo y el consejo de acción. El asesor ejecutivo es el asesor estratégico principal del país anfitrión y guía el proceso general del B20. El “sherpa” es un líder senior también del país anfitrión con experiencia práctica en cuestiones de política, que trabaja junto a la red de organizaciones empresariales de los países del G20 y los CEO de las empresas líderes. La secretaría del B20 está compuesta por profesionales de alto nivel con experiencia en gestión operativa, desarrollo de políticas, comunicación y branding. El advocacy caucus se compone de líderes de organizaciones empresariales y CEO de los países del G20. El comité ejecutivo está integrado por líderes empresariales destacados del país anfitrión que representan la diversidad regional y sectorial de su economía, en este caso saudita. Ambos, el comité ejecutivo y el caucus desempeñan un papel vital en el asesoramiento para el desarrollo de las recomendaciones del B20. Los grupos de trabajo, por su parte, cuentan con entre cuatro a ocho copresidentes. Se trata también de líderes de empresas y asociaciones empresariales. Cada grupo de trabajo tiene una membresía de aproximadamente cien ejecutivos de alta gerencia de empresas y asociaciones empresariales, los que proporcionan aportes en la redacción de las recomendaciones de políticas basadas en su experiencia y conocimientos. El papel del consejo de acción es similar al de los grupos de trabajo. Cuenta con 50 miembros, la mitad líderes empresariales destacados que han trabajado activamente en temas de equidad de género y diversidad, y la otra mitad miembros de los grupos de trabajo. 153 Aunque varía de acuerdo con los requisitos del país anfitrión, cada grupo de trabajo consta de aproximadamente cien representantes provenientes de corporaciones multinacionales, empresas estatales, PYME, asociaciones de negocios y cámaras de comercio.


149 ―― “knowledge partners”, organizaciones que trabajan con su secretaría y los representantes de los presidentes de los grupos de trabajo y acción aportando información, y en el desarrollo de análisis que permitan respaldar esos documentos de política, basados además en los debates e intercambios entre sus miembros154; ―― ”network partners”, organizaciones y redes comerciales internacionales que brindan un apoyo esencial a las fuerza de trabajo al contribuir con su experiencia y amplía la base de representación155; y ―― “concept partners”, organizaciones con reconocida experiencia y conocimiento en áreas de políticas específicas que brindan asistencia técnica para revisar y proporcionar retroalimentación sobre las recomendaciones de políticas propuestas, así como una guía para alinearlas con las tendencias globales y las políticas sobre temas emergentes. Los grupos de trabajo del B20 representan sus prioridades: digitalización; energía, sustentabilidad y clima; finanzas e infraestructura; el futuro del trabajo y la educación; integridad y rendición de cuentas; comercio e inversión. El grupo de acción se vincula a la cuestión de género: “Women in Business”; a los que se suman como temas transversales PYME y emprendedores y SDG u ODS, Agenda 2030.

Y20,

el grupo de los jóvenes El Youth´20 se autodefine como “el foro diplomático internacional de líderes jóvenes más influyente de la cumbre de alto nivel de jefes de estado del G20”. “Desde su creación en 2010, es la única plataforma oficialmente reconocida para la generación joven de todos los países del G20 para discutir problemas globales, encontrar soluciones y finamente presentarlas a los líderes nacionales más importantes del mundo”. 156 En Japón 2019 los temas abordados fueron comercio internacional, el futuro del trabajo, y negocios y ambiente; en Argentina 2018 sostenibilidad para el desarrollo, educación y habilidades para el siglo XXI, futuro del trabajo, y emprendimiento y auto-empleo; en Alemania 2017 economía global, comercio, empleo y digitalización; cambio climático, Agenda 2030, y empoderamiento de la mujer; refugiados y solicitantes de asilo, terrorismo y anticorrupción; y salud y bienestar; en China 2016 asociación y gobernanza global, eliminación de la pobreza y desarrollo conjunto, justicia social e igualdad de oportunidades, vida verde 154  Para 2020 son PWC, Accenture, BCG, McKinsey & Company, Mayer Brown. 155  La International Chamber of Commerce (ICC), el Institute of International Finance (IIF), IOE, el World Economic Forum (WEF), Business at OECD, IFAC, U.S. Chamber of Commerce, Global Business Coalition, Basel Institute on Governance, y el Council of Saudi Chambers. 156  http://youth20.org


150 sostenibilidad, emprendedores y pensamiento creativo; en Turquía 2015 desempleo juvenil, juventud y educación en el siglo XXI, y contribución de la juventud a la paz; en Australia 2014 crecimiento y creación de empleo, ciudadanía global y desarrollo sostenible; en Rusia en 2013 reforma de la arquitectura financiera internacional y desarrollo sostenible; en México 2012 estabilidad económica e inclusión financiera; empleo juvenil; comercio internacional; promover el desarrollo sostenible, el crecimiento verde y la lucha contra el cambio climático; seguridad alimentaria y volatilidad de los precios de los productos básicos; gobernanza global, fortalecimiento de las organizaciones multilaterales; y el futuro del G20; en EE.UU. también en 2012, desarrollo, economía, medio ambiente y finanzas; en Francia 2011 definiendo una gobernanza equilibrada del espacio cibernético; reformando las instituciones globales; resolver cuestiones agrícolas; reformar el sistema monetario internacional – haciendo al mercado más transparente y líquido-; reforma del Fondo Monetario Internacional; abordar la seguridad alimentaria; encontrar nuevos recursos para un modelo renovado de desarrollo; definir el futuro de la asistencia humanitaria y la preparación ante desastres; gobernanza global y protección ambiental; adaptación del uso de recursos a cuestiones sociales y económicas; no proliferación, uso civil y desarme; implicaciones de seguridad e inestabilidad regional; transiciones políticas en Medio Oriente y África del Norte; y gestión internacional de crisis; y en Canadá 2010 seguridad alimentaria mundial; el marco de la política global: G8 y más allá; y una amplísima agenda en materia de finanzas, economía, ambiente y desarrollo. Es interesante analizar el modo como se organizan los países del G20 para definir a sus delegaciones Y20, de conformidad con las estipulaciones de los países anfitriones. Durante el G20 Japón 2019, por ejemplo, se determinó que las delegaciones nacionales debían estar integradas por hasta dos jóvenes de entre 18 y 29 años. Los elegidos participaron de las reuniones plenarias, desarrolladas entre el 26 y el 30 de mayo en Tokio, y en los foros de discusión en línea. La función de los delegados consiste, nada menos, en presentar la visión de los jóvenes de su país; debatir con delegados de otros países; contribuir a las recomendaciones de política pública que se hacen llegar a los líderes del G20; generar mayor entendimiento y reconocimiento para los trabajos del Y20 y del G20 en general: y dar seguimiento a las recomendaciones y planes de acción emanados de la Cumbre Y20. Se recomendó que los gobiernos seleccionaran a sus representantes a través de procesos competitivos, rigurosos y, sobretodo, transparentes, y que la delegación se integre respetando la paridad de género. Como ejemplo de las conclusiones y recomendaciones elaboradas por el Y20, la declaración de 2019 expresa respecto al futuro del trabajo: “1. Alentamos a los países del G20 a comprometerse con los derechos fundamentales de los trabajadores y la protección social para todos los trabajadores,


151 independientemente de las clasificaciones y sectores, señalando nuevas formas de trabajo en la economía digital e informal. Los contratos laborales, la regulación y las prácticas deben mantener la igualdad de remuneración por el mismo trabajo, beneficios integrales, políticas de licencias razonables y formas de trabajo flexibles para abordar las desigualdades estructurales que afectan desproporcionadamente a los jóvenes, a las mujeres y a las comunidades marginadas, incluidos los refugiados y los migrantes. Los países del G20 deben monitorear continuamente la implementación de estas políticas e intercambiar mejores prácticas. 2. Los países del G20 deben garantizar la provisión de un centro virtual de ´futuro del trabajo´ gratuito y accesible centrado en las habilidades STEAM del siglo XXI. Esto debería proporcionar programas de capacitación y una red de pares para ser utilizados por los alumnos y educadores de todas las edades, dada la necesidad de un aprendizaje permanente. El centro debe estar acompañado por los centros físicos de aprendizaje cara a cara ya existentes y complementar los planes de estudio educativos. Se puede incentivar la participación, entre otras formas, estimulando la tutoría, el apoyo financiero y la certificación reconocida a nivel mundial con un mecanismo de revisión anual. 3. Los países del G20 deberían acordar utilizar beneficios económicos, incluyendo acuerdos de contratación pública, descuentos e incentivos fiscales, para alentar a las empresas privadas a ofrecer oportunidades de desarrollo profesional y de carrera profesional nacionales e internacionales remuneradas para los jóvenes. Esas oportunidades deben desarrollar habilidades relacionadas con la industria y sus sectores y expuestas a apoyar la resiliencia de la fuerza laboral a la naturaleza cambiante del trabajo, así como fomentar aspiraciones empresariales entre los jóvenes”. Además del Y20, reconocido oficialmente como grupo de compromiso del G20, hay otra institución, The G20 Young Entrepreneurs’ Alliance, organizada en forma de red e integrada por aproximadamente 500.000 jóvenes emprendedores que son acompañados por las organizaciones que los apoyan. La YEA emite su propio “comunicado”. En 2019 sus recomendaciones fueron: 1. respecto a promover la movilidad del libre comercio y el espíritu empresarial a través de las fronteras, “Apoyar la movilidad transfronteriza de los jóvenes emprendedores”; 2. respecto a mejorar el acceso a las finanzas y al capital, “crear infraestructura digital que reduzca las barreras para el acceso a la financiación”; 3. respecto a apoyar al emprendedurismo como un medio para abordar los desafíos sociales y ambientales, “ fomentar modelos de negocio sostenibles”; 4. respecto a invertir en infraestructura y servicios digitales para el desarrollo y el crecimiento compartido, “implementar el gobierno electrónico”; respecto a garantizar una educación empresarial de calidad en miras a la sociedad del mañana, “promover una educación práctica para los emprendedores”. Sobre esta última recomendación señalaron en mayor detalle: “Hacemos un llamado a los líderes del G20 para promover la educación emprendedora práctica en las escuelas secundarias, así como en la educación y capacitación vocacionales (VET) y las universidades para garantizar que todos


152 los estudiantes estén expuestos a los elementos prácticos del emprendedurismo (por ejemplo: ningún estudiante debe irse de la escuela secundaria sin aprender cómo redactar un plan de negocios)”.

L20,

el grupo de los sindicatos y los trabajadores El grupo de compromiso del Trabajo o Labour´20 fue establecido en 2011 en la cumbre de líderes del G20 celebrada en Francia. En palabras del propio L20, “Representa los intereses de los trabajadores de todo el mundo. Su misión principal es promover, defender y hacer campaña por los derechos e intereses de los trabajadores a través de diversos compromisos con diferentes grupos de trabajo, reuniones de sherpas y ministros de trabajo”. 157 El liderazgo del L20 está en cabeza de la International Trade Union Confederation (ITUC)158, The Trade Union Advisory Commitee to the OECD (TUAC)159, y los sindicatos del país anfitrión. 160 Para la Cumbre del G20 que se celebró en Osaka, Japón, en 2019, el L20 señaló que “Desde la reunión de Líderes del G20 en Buenos Aires, los signos de una nueva desaceleración en el crecimiento económico mundial continúan acumulándose mientras la desigualdad económica, los riesgos financieros globales y la inestabilidad climática han empeorado. La participación del ingreso laboral en el PBI está disminuyendo y los salarios se han estancado en comparación con la productividad. Millones de trabajadores están generando por debajo de lo que se necesita para vivir una vida digna, y están viendo cómo el valor de sus salarios se ve erosionando por la inflación. La desigualdad es alta y creciente, lo que representa una gran amenaza para la cohesión social y el crecimiento económico inclusivo. La UNCTAD advierte que la deuda global es tres veces la producción mundial. La distribución del ingreso gravemente desequilibrada obliga a los hogares a cubrir sus brechas presupuestarias con deuda, y también lo hacen los gobiernos para tapar los déficits derivados de la evasión fiscal masiva y la elusión. Mientras tanto, un informe reciente de la OCDE subraya que la deuda de bonos corporativos ahora asciende a 13 billones de dólares, el doble que antes de la crisis financiera. Cantidades sustanciales de deuda corporativa vencerán en los próximos años. Si la desaceleración del impulso económico se vincula con estas vulnerabilidades financieras, el resultado podría ser una crisis más profunda de lo esperado”.

157  https://l20saudiarabia.org.sa/en/About/Pages/whats.aspx 158  https://www.ituc-csi.org/?lang=en 159  https://tuac.org 160  En 2020, por ejemplo, The Saudi National Committee of Workers Committees (SNC).


153 Concretamente, el L20 emitió una serie de recomendaciones al G20, para promover el trabajo decente; lograr aún más igualdad de género; alcanzar una transición justa a una economía neutral en carbono; garantizar que la innovación tecnológica beneficie a todos; eliminar la evasión fiscal, la elusión y el dumping fiscal; y reforzar el sistema de comercio global. 161

T20,

el grupo de los think tanks El T20 es el grupo de compromiso responsable de conectarse y colaborar con los think tanks regionales e internacionales, cuyas principales funciones son: servir de banco de ideas del G20; proporcionar recomendaciones de políticas basadas en la investigación; facilitar las interacciones entre el G20, el grupo de expertos, y la comunidad de investigación; comunicarse con el público en general sobre cuestiones de importancia mundial. Al igual que el resto de los grupos G20, el T20 produce un comunicado que incorpora recomendaciones de sus grupos de trabajo. Se inició durante la presidencia mexicana del G20 en 2012.162 Su organización es similar a la de los otros grupos de compromiso del G20. En tal sentido, cuenta con un presidente, un sherpa y un deputy sherpa, un área de políticas e investigación, otra de desarrollo institucional; y coordinadores ejecutivos y de comunicaciones; un comité directivo, y una junta asesora. Cuenta además con diez grupos de trabajo: comercio, inversiones y crecimiento; cambio climático y ambiente; inversión y financiamiento de la infraestructura; cohesión social y estado; el futuro del multilateralismo y la gobernanza global; economía, empleo y educación en la era digital; apoyo del G20 a los ODS y cooperación para el desarrollo; arquitectura financiera internacional; migraciones y sociedades jóvenes; energía sustentable, agua y sistemas de alimentos. La última cumbre del T20 se llevó a cabo los días 26 y 27 de mayo de 2019 en Tokio, Japón, siendo su visión la búsqueda de una sociedad sostenible, inclusiva y resiliente. Sobre el particular expresa su Communiqué: “Como resultado de décadas de debates y esfuerzos internacionales para establecer la nueva agenda 161  https://l20saudiarabia.org.sa/en/Publications/Documents/2019-03_l20_statement_leaders_japan_en.pdf 162  Su primera reunión se celebró con la participación de grupos de expertos de 15 países, entre ellos Australia, Brasil, China, India, Japón, Singapur, Turquía y Corea del Sur. Bajo la presidencia turca se designó a la Fundación de Investigación de Política Económica de Turquía (TEPAV) para coordinar las actividades del primer Think´20.


154 global que se extiende más allá del mero crecimiento económico, se ha convertido en un objetivo compartido de la comunidad global para promover una sociedad sostenible, inclusiva y resiliente. Los países del G20 han estado dando pasos más cerca de este nuevo objetivo global con acuerdos salientes como la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y el Acuerdo de París. Sin embargo, todavía nos enfrentamos a desafíos delante del camino”. Se sostiene que aún quedan muchos problemas globales por resolver, entre otros, cómo lidiar con los posibles efectos adversos de la globalización, como la desigualdad; cómo promover la reducción de la pobreza; cómo garantizar la equidad de género en el ámbito económico y social; y cómo promover cambios sociales y tecnológicos para enfrentar el cambio climático y fortalecer la resiliencia ante los desastres naturales. Se resalta que también nos enfrentamos a una serie de desafíos emergentes derivados de rápidos cambios estructurales, de largo alcance y a escala mundial. Por eso se recomienda: a.

En primer lugar, aprovechar la nueva ola de innovación digital para un crecimiento sostenible e inclusivo, ya que conlleva no sólo oportunidades, sino también riesgos.

Se señala que “Sin mencionar una posible reestructuración drástica de los mercados laborales, la naturaleza transversal del desarrollo tecnológico tendrá un impacto amplio que requiere de un marco de gobernanza adecuado”. b.

En segundo lugar, las tendencias demográficas recientes del envejecimiento de las poblaciones y los flujos migratorios mundiales también plantean nuevos desafíos.

Se expresa que “La tendencia al envejecimiento de la fuerza laboral en un número creciente de países puede tener impactos negativos en el crecimiento económico, lo que supone una carga para la sostenibilidad de las finanzas públicas y los sistemas de seguridad social. Si bien los crecientes flujos de migración laboral podrían desempeñar un papel para aliviar el impacto negativo del envejecimiento de la población, requerirían de políticas migratorias bien diseñadas y coordinación internacional”. c.

En tercer y último lugar, nos enfrentamos a rápidos cambios en la dinámica de la gobernanza global con el cambio en el centro de gravedad económica hacia las economías emergentes. Además, se observa que la erosión de la confianza y la cohesión social en muchos países y estados nacionales se vuelven más propensas a perseguir sus propios intereses, “lo que ha llevado al aumento del proteccionismo y el nacionalismo y, finalmente, a la crisis sin precedentes del multilateralismo”.

Para los miembros del T20 enfrentar estos desafíos globales en evo-


155 lución requiere con urgencia desarrollar y compartir una “visión común” que pueda guiar a la comunidad global hacia un camino de crecimiento sostenible e inclusivo con una resiliencia fortalecida. Se mencionan tres enfoques, considerados clave para abordar los desafíos mencionados anteriormente: inversión en capital humano y físico; adoptar un enfoque holístico y sistemático de los problemas transversales de la comunidad global; y promover una arquitectura de gobernanza global efectiva y sólida. En relación al primero, expresa el comunicado del T20 que venimos comentando: “El futuro de la economía global estará determinado por nuestras decisiones de inversión de hoy. Desde este punto de vista, la importancia del desarrollo del capital humano no puede enfatizarse lo suficiente. El desarrollo debe estar centrado en las personas; debe ser socialmente inclusivo al ´no dejar a nadie atrás´; y debe cumplir plenamente e implementar adecuadamente los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) de la Agenda 2030. Además, en respuesta a la necesidad de abordar los mencionados cambios estructurales emergentes a escala mundial, las políticas sobre el desarrollo del capital humano deben promover la cobertura universal de la salud, el empoderamiento económico de las mujeres, y el desarrollo de habilidades en la era de la cuarta revolución industrial, mientras se enfrentan los cambios demográficos proyectados”. “Se debe poner igual énfasis en la importancia del capital físico y las inversiones en infraestructura de calidad para impulsar las actividades económicas en una región y crear efectos indirectos positivos en las comunidades y regiones vecinas. Dichas inversiones en infraestructura también deberían contribuir a fortalecer la resiliencia contra el cambio climático y los desastres naturales”. “Para asegurar los recursos necesarios para las inversiones de capital humano y físico y asegurar su uso rentable, es esencial movilizar los recursos nacionales y extranjeros, así como los recursos públicos y privados, de manera eficiente y sostenible. Para muchos países en desarrollo, los pasos para una mejor movilización de recursos deben incluir la promoción del ahorro interno, el desarrollo de mercados financieros sólidos y que funcionen bien, y el fomento de la inversión extranjera directa. Esto debería ir acompañado de esfuerzos mundiales para promover la inclusión financiera mediante la utilización de tecnología financiera (FinTech) para las pequeñas y medianas empresas (PYME) y los hogares y para alentar prácticas comerciales sostenibles y cambios en la asignación de los recursos hacia finanzas sostenibles”. En relación a la necesidad de adoptar un enfoque holístico, señala el T20: “Los desafíos globales como los problemas ambientales y la desigualdad están entrelazados en la naturaleza. Al buscar una forma efectiva y eficiente de abordar estos desafíos transversales, se requiere un enfoque más integral, ´romper los silos´ y enfatizar la coherencia de las políticas entre los departamentos y agencias. Para respaldar estos intentos de desarrollar un enfoque ho-


156 lístico y sistemático en el diseño y la implementación de políticas, necesitamos promover aún más la coherencia de las políticas tanto a nivel horizontal como vertical. Es decir, debe haber marcos de políticas coordinados e integrados: (a) en diferentes dominios: económico, social, político, cultural y otros; (b) a través de escalas de gobernanza global, regional, nacional, sub-nacional y local. Al construir esos marcos de políticas, es crucial brindar a los diversos interesados oportunidades para involucrarse en la formulación de políticas y, por lo tanto, promover políticas inclusivas, diversas y coherentes”. Por último, concluye el T20 que “Necesitamos fortalecer aún más la arquitectura de la gobernanza global para que pueda proporcionar marcos y plataformas globales efectivos para abordar los desafíos globales. La naturaleza dominante de los problemas de acción colectiva requiere un compromiso renovado por parte de los países para coordinar soluciones globales de beneficio mutuo basadas en el multilateralismo. Como el principal foro para nuestra cooperación económica internacional, el liderazgo del G20 para este fin es crucial”. “El G20 puede establecer la agenda global y liderar el proceso de coordinación para establecer una arquitectura de gobernanza global efectiva y sólida. La arquitectura de la gobernanza global debe apuntar a promover la prosperidad común a través de un orden internacional de comercio e inversión basado en reglas, libre y abierto, y un sistema financiero internacional estable y resistente. También debe garantizar esfuerzos continuos de cooperación global para abordar los desafíos globales apremiantes, como los ODS y la agenda de cambio climático. Para las áreas como la economía digital donde las políticas aún están poco desarrolladas y fragmentadas en todos los países, el G20 puede desempeñar un papel importante en el establecimiento de marcos globales y principios rectores”.

C20,

el grupo de las organizaciones de la sociedad civil El grupo de compromiso del G20 de la Sociedad Civil nació por iniciativa de la presidencia rusa en la Cumbre de San Petersburgo en 2013. Según el Preámbulo del C20 aprobado ese año, “El formato Civil 20 ha permitido establecer un diálogo constructivo y orientado a resultados entre la sociedad civil y los funcionarios gubernamentales responsables de la elaboración de las políticas estatales. Tales esfuerzos estructurados deberían continuar bajo las presidencias posteriores”. Efectivamente, así ocurrió. Señala el documento de “Principios del C20” de Osaka, de junio de 2019: “El Civil 20 (C20) se convirtió en un Grupo de Compromiso Oficial del G20 en 2013. Desde entonces, el C20 se ha fortalecido cada año, asegurando que los líderes mundiales escuchen no solo las voces que representan al gobierno y a los sectores empresariales, sino también las propuestas y


157 demandas de la sociedad civil, con el objetivo de proteger el medio ambiente y promover el desarrollo social y económico, los derechos humanos y el principio de no dejar a nadie atrás”. En cuanto a su rol, expresa su preámbulo: “La sociedad civil es transfronteriza y depende no sólo del interés local y nacional. Esta es precisamente la razón por la cual puede y debe convertirse en una parte importante del diálogo político global”. “Las sociedades inclusivas y con visión de futuro dependen de los roles distintivos y complementarios del sector público, privado y de la sociedad civil. Entre estos actores, la sociedad civil, como agentes del pueblo, busca promover y preservar el interés y los derechos de la comunidad mediante la promoción de la participación, la transparencia y la rendición de cuentas”. “En todos los países del G20 es necesario comprender por qué los espacios para el diálogo entre el gobierno y la sociedad civil se han reducido. Las organizaciones de la sociedad civil entienden que los gobiernos pueden ser desafiados a equilibrar sus deseos de acomodar a la sociedad civil con sus responsabilidades para regular el sector. Por lo tanto, se propone que, bajo la Presidencia rusa, se solicite al G20 que apoye, en principio, que la sociedad civil establezca un grupo de trabajo de todos los países con el mandato de presentar a los líderes del G20 recomendaciones para una plataforma universal para la regulación común de la sociedad civil junto con una carta para la auto-regulación por parte del sector y normas para garantizar una supervisión y presentación de informes transparentes.” Como parte del proceso del G20, las OSC desempeñan múltiples funciones: proporcionan experiencia; responsabilizan a los gobiernos; explican cuestiones complejas en términos simples; proporcionan equilibrio; colaboran. La reunión de más de ochocientos representantes de la sociedad civil de todo el mundo del 21 al 23 de abril de 2019 en Tokio, Japón, tuvo por objeto preservar y mejorar el contexto en el que el C20 lleva a cabo sus actividades. Ello permitió aprobar un marco general que garantice en el futuro la sostenibilidad y el impacto creciente del trabajo colectivo que llevan adelante en el marco del G20. Esos principios son los siguientes: 1.

“El C20 es el espacio global para organizaciones de la sociedad civil de todo el mundo, desde ONG internacionales hasta grupos locales de base, con el objetivo de influir en el G20. Cualquier organización local, regional o internacional (ya sea del G20 o de países no pertenecientes al G20) que desee debatir temas importantes en la agenda global y que desee tener un impacto en el G20 puede participar en el C20. El equilibrio regional debe siempre garantizarse”.

CARÁCTER GLOBAL:


158 “Todos los borradores preliminares y de trabajo de los pronunciamientos o decisiones del C20 deben distribuirse ampliamente entre las organizaciones participantes y abrirse para comentar, y todos los documentos finales deben estar ampliamente disponibles y accesibles. La información sobre el liderazgo, la estructura, los procedimientos y los resultados del C20 siempre debe ser oportuna, relevante, actualizada y precisa. Todos los resultados del C20 deben desarrollarse a través de un proceso transparente, inclusivo y participativo, para proporcionar a las OSC participantes la oportunidad de colaborar en la redacción de recomendaciones de políticas, incluida la declaración del Paquete de Políticas del C20. Una vez aprobado, no se permitirá la posterior edición o revisión del contenido de ningún documento preparado por los Grupos de Trabajo del C20 y/o el Comité Directivo (CD) y el Comité Consultivo Internacional (CCI) del G20”.

2.

TRANSPARENCIA:

3.

INDEPENDENCIA:

4.

COLABORACIÓN:

5.

DERECHOS HUMANOS, IGUALDAD DE GÉNERO Y EMPODERAMIENTO DE LA MUJER: “el C20 debe identificar las desigualdades existentes,

“si bien se aceptan comentarios y debates abiertos, las prerrogativas finales de toma de decisiones y aprobación de las posiciones del C20 pertenecen a las organizaciones miembros del C20. El C20 es del dominio exclusivo de la sociedad civil, con mandato de llevar a cabo su trabajo y desarrollar sus recomendaciones de política de forma autónoma, es decir, libre de la influencia indebida de los actores que no pertenezcan a la sociedad civil”.

“para abordar cuestiones de interés común, el C20 debe cooperar con otros grupos de compromiso (como el L20, T20, B20, W20, Y20, etc.) para mejorar el impacto del trabajo del C20. Dicha cooperación debe basarse en relaciones de poder equilibradas, y consultas adecuadas entre los miembros del C20, con el acuerdo del Comité Directivo y el Comité Asesor Internacional de C20”.

las formas de discriminación y otras violaciones de los derechos humanos, y solicitar enérgicamente a los gobiernos del G20 que aborden las desigualdades de género y otras, promoviendo el empoderamiento de mujeres y niñas, hombres y niños, a nivel nacional y mundial”.

6.

“el C20 es un espacio para el intercambio significativo y la colaboración entre países, que no tolera ninguna forma de discriminación, inclusivo por motivos de ubicación geográfica, género, identidad de género, orientación sexual, raza, casta, idioma, edad, capacidad, estado legal (por ejemplo, migrante, refugiado y apátrida), ideología, religión o creencia política”. “El C20 utilizará enfoques innovadores, baratos-eficientes y prácticos, incluido el uso de las TIC (por ejemplo, transmisión web, videoconferencia y otras herramientas en línea) para fomentar una mayor y más diversa participación de los actores de la sociedad civil, particularmente del sur global y los grupos marginados”.

INCLUSIÓN:


159 7.

8.

“aunque los temas y prioridades generales del C20 pueden variar de un año a otro, todos los procesos del C20 deben guiarse por el objetivo de reflejar la perspectiva y la experiencia de la sociedad civil en una amplia gama de temas, incluidos aquellos que la sociedad civil quiere que el G20 aborde, pero actualmente no se encuentran en agenda. Para que eso suceda, cada proceso C20 debe basarse siempre en sus predecesores y garantizar que se tengan en cuenta las voces y la experiencia de diferentes partes del mundo. La estructura C20 … se considera esencial para mantener esta continuidad”. PREDICTIBILIDAD: “para contribuir a la transparencia del C20, es crucial contar con calendarios y procesos claros que describan un enfoque paso a paso para cada producto a ser publicado en nombre del C20. Estos procesos deben comunicarse por adelantado, lo antes posible, con plazos claros para cada etapa de ese proceso. Idealmente, esos procesos incluirán etapas de redacción, revisión e interacción (videoconferencia o reuniones en persona)”. CONTINUIDAD:

Tomando como ejemplo al G20 Arabia Saudita 2020, el C20 está estructurado con una presidencia y una vicepresidencia; la secretaría; un comité directivo con representantes de ONG de distintas regiones del mundo163; un comité asesor internacional164; los sherpas; y los grupos de trabajo que incluyen: salud global; anticorrupción; género; educación; economía digital; infraestructura; clima, energía y sustentabilidad; empleo y protección social; comercio e inversiones; arquitectura financiera internacional; y el Local2Global, cuyo objetivo es fomentar el crecimiento del espacio local de la sociedad civil y aumentar el número de OSC que opera en todo el mundo, especialmente en el sur del planeta. Asimismo, el grupo de trabajo impulsa el diálogo sobre políticas para aumentar la capacidad de los donantes como medio de financiación para la sociedad civil; alentar la adopción de políticas para capacitar y empoderar a las organizaciones locales, y alentar a los gobiernos, organismos internacionales y empresas a apoyar el desarrollo de la sociedad civil.

W20,

el grupo de las mujeres El grupo de compromiso de mujeres fue incorporado oficialmente al G20 en el año 2015, durante la presidencia turca. 163  Global Call to Action Against Poverty (Italia); Japan Civil Society Network on SDGs; Voluntary Action Network India; German NGO Forum on Environment and Development; CoST-The Infrastructure Transparency Initiative; Latinidad; Al Muhaidib Social Foundation; y Maijd Society. 164  Que integran representantes de la Pacific Islands Association of Non-Governmental Organisations (PIANGO); Asia Development Alliance; Baha´i International Community; Oxfam; Arab Foundations Forum; Africa Development Interchange Network Organisations; y Gestos.


160 Su objetivo principal, es “garantizar que las consideraciones de género se incorporen a las discusiones del G20 y se traduzcan en la Declaración de los Líderes del G20 como políticas y compromisos que fomenten la igualdad de género y el empoderamiento económico de las mujeres”. El W20 está formado por una red transnacional de delegadas que representan a organizaciones no gubernamentales de mujeres, sociedad civil, mujeres emprendedoras, empresas y grupos de expertos en todos los estados miembros del G20. A través de un diálogo amplio facilitado por herramientas digitales, reuniones de expertos, mesas redondas y la cumbre final, los delegados del W20 formulan recomendaciones concretas de políticas viables para avanzar en la igualdad de género en las negociaciones del G20. El comunicado del W20 refleja la posición del grupo de compromiso basada en evidencia. Si bien estas recomendaciones no son vinculantes, son consideradas por el G20 para sus debates y negociaciones, y contribuyen al proceso de formulación de políticas. Todos los años desde su creación, el W20 desarrolla y dirige a los líderes del G20 un comunicado que contiene una serie de recomendaciones de políticas viables destinadas a fomentar la igualdad de género y el empoderamiento económico de las mujeres para impulsar el crecimiento económico inclusivo de género para todos y cada uno de los países. El W20 se focalizará en 2020 en cinco áreas165: •

DIGITAL, a

través de la cual “insta a los líderes del G20 a cerrar la brecha digital de género y garantizar que las mujeres puedan ejercer sus derechos digitales”. A esos efectos, el W20 solicita al G20 “Tomar medidas urgentes para promover la participación equitativa de las mujeres en el diseño y desarrollo de tecnologías digitales con la debida consideración a la ética, y evitar la amplificación de las discriminaciones de género mediante conjunto de datos, modelos y algoritmos sesgados en Inteligencia Artificial (IA). Fomentar la participación equitativa de niñas y mujeres de todas las edades en Ciencia, Tecnología, Ingeniería, Artes y Matemáticas (STEAM). Proporcionar a las mujeres en áreas urbanas y rurales servicios de internet y móviles asequibles, confiables y seguros”.

FINANCIERA,

mediante la cual “El W20 insta a los líderes del G20 a garantizar la inclusión financiera, promover el espíritu empresarial de las mujeres y acelerar el acceso a la inversión y mercados. Garantizar la igualdad de derechos de las mujeres a los recursos económicos y el acceso a la propiedad y el control sobre la tierra y otras formas de propiedad, servicios financieros y recursos naturales. Desarrollar un marco de políticas y un plan de acción para forta-

165  Extraídas del Communiqué W20 Japón 2019.


161 lecer la capacidad comercial, financiera y digital de las empresas de mujeres, incluido el comercio electrónico. Crear condiciones para que los contratos de contratación pública otorgados a empresas de propiedad y dirigidas por mujeres aumenten su participación en un mínimo del 10%, teniendo en cuenta las circunstancias nacionales. Incentivar a los inversores para que incorporen de manera proactiva factores de género en el análisis de inversión y la toma de decisiones”. “Woman´20 subraya la importancia de reconfirmar el acuerdo de Brisbane para reducir la brecha de género en un 25% para 2025 y pide al G20 que implemente de manera efectiva ´25 para 25´y la presentación de un informe a mediano plazo sobre el progreso durante el G20 2020. En lo que respecta a la Agenda 2030 de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de las Naciones Unidas, acordada a nivel mundial, el W20 presta especial atención al ODS5, ´Lograr la igualdad de género y empoderar a todas las mujeres y niñas´ e insta a los líderes del G20 a: eliminar las barreras legales y sociales sistémicas en el mercado laboral y proporcionar soluciones para lograr la igualdad de género. Promulgar e implementar medidas legales para lograr la igualdad de género en todos los aspectos de las prácticas laborales. En particular, adoptar más medidas para cerrar las brechas de ingresos, salarios, pensiones y otros ingresos, en línea con los ODS. Invertir fondos públicos en infraestructura de atención de calidad, accesible y asequible para niños y ancianos, y establecer un permiso parental remunerado obligatorio para promover la responsabilidad compartida. Incentivar a los empleadores en los sectores público y privado para implementar políticas basadas en evidencia y publicitar el progreso en la igualdad de género, lo que lleva a que haya más mujeres en trabajos decentes y de calidad y en puestos de liderazgo”.

LABORAL.

INCLUSIÓN EN LA TOMA DE DECISIONES:

señala el W20 Arabia Saudita 2020, “Basándonos en nuestro análisis y en línea con el legado del W20, mantuvimos las 3 áreas de enfoque tradicionales de las presidencias del W20 anteriores y propusimos la ´Toma de decisiones inclusivas´ como un nuevo tema bajo la presidencia saudita. Las mujeres son la mitad de la población mundial y para garantizar que el mundo sea un lugar equitativo para todos, deben participar en todos los niveles del proceso de toma de decisiones. Además de una representación efectiva, la toma de decisiones debe considerar las necesidades subyacentes de las mujeres y garantizar que los sistemas que rigen la economía, la sociedad, la industria y la política estén diseñados fundamentalmente para un bienestar equitativo de género. También designamos a las mujeres emprendedoras como un tema transversal para subrayar la importancia de todas las áreas de las que nos enfocamos en el apoyo a los esfuerzos de las mujeres emprendedoras; y reconocemos que la responsabilidad debe estar en el contexto de todas las recomendaciones del W20”.


162 A esos temas, previstos para el W20 Arabia Saudita 2020, se agregaron durante la presidencia japonesa, “promover el aprendizaje permanente y la educación sobre la igualdad de género en las escuelas y los lugares de trabajo, para eliminar los estereotipos de género y el sesgo inconsciente”; y “Poner fin a todas las formas de violencia contra las mujeres y niñas en los ámbitos público y privado, incluidas las redes sociales”.

S20,

el grupo de los científicos Creado en 2016, el grupo de compromiso de Ciencia del G20 está formado por las academias nacionales de sus países miembros. Su primera reunión oficial se celebró en Halle en 2017, durante la presidencia alemana. La coordinación quedó en manos de la academia nacional de ciencias alemana Leopoldina, que logró que la comunidad científica de todos los países miembros del G20 presentaran oficialmente a la Dra. Angela Merkel, canciller alemana, la primera declaración conjunta del grupo, titulada “Mejorando la salud global, herramientas y estrategias para combatir enfermedades crónicas y enfermedades contagiosas”. En 2018, durante la cumbre argentina del G20, la coordinación quedó en manos de la academia nacional de ciencias exactas, físicas y naturales de Argentina. El tema elegido fue “Seguridad alimentaria y nutricional: mejorar los suelos y aumentar la productividad”. La declaración fue entregada al ministro de ciencia, tecnología e innovación productiva del país anfitrión, Dr. Lino Barañao. En 2019 Japón volvió a recibir al S20, que abordó como tema las “Amenazas para los ecosistemas marinos y la conservación del medio marino, con especial atención al cambio climático y los desechos plásticos marinos”. El primer comunicado del S20 (2017) 166 señala que “Las enfermedades transmisibles (infecciosas) y no transmisibles (no infecciosas) ponen en grave peligro el bienestar individual y la salud mundial, y amenazan a la economía mundial. Se necesitan estrategias sólidas basadas en la evidencia a corto y 166  Participaron por Alemania el profesor Dr. Jörg Hacker (Nationale Akademie der Wissenschaften Leopoldina); por Arabia Saudita el príncipe Dr. Turki bin Saud bin Mohammed Al-Saud (King Abdulaziz City for Science and Technology); por Argentina el profesor Dr. Roberto J. J. Williams (Academia Nacional de Ciencias Exactas, Físicas y Naturales); por Australia el profesor Dr. Andrew Holmes (Australian Academy of Science); por Brasil el Dr. Luiz Davidovich (Brazilian Academy of Sciences); por Canadá la profesora Dra. Maryse Lassonde (Royal Society of Canada); por China, el profesor Dr. Chunli Bai (Chinese Academy of Sciences); por Corea del Sur el profesor Dr. Myung Chul Lee (Korean Academy of Science and Technology); ; por los EE.UU la profesora Dra. Marcia McNutt (National Academy of Sciences); por Francia el profesor Dr. Sébastien Candel (Académie des Sciences France); por India el profesor Dr. Ajay K. Sood (Indian National Science Academy); por Indonesia el profesor Dr. Sangkot Marzuki (Indonesian Academy of Sciences); por Italia el profesor Dr. Alberto Quadrio-Curzio (Accademia Nazionale dei Lincei); por Japón el profesor Dr. Takashi Onishi (Science Council of Japan); por México el profesor Dr. Jaime Urrutia Fucugauchi (Academia Mexicana de Ciencias); por Reino Unido el profesor Dr. Venkatraman Ramakrishnan (Royal Society United Kingdom); por Rusia el profesor Dr. Vladimir E. Fortov (Russian Academy of Sciences); por Sudáfrica el profesor Dr. Jonathan Jansen (Academy of Science of South Africa); y por Turquía el profesor Dr. Ahmet Cevat Acar (Turkish Academy of Sciences).


163 largo plazo. Las Academias de Ciencias del G20 piden: (1) el fortalecimiento del cuidado de la salud y los sistemas de salud pública; (2) aplicar el conocimiento existente y emergente: (3) abordar los determinantes sociales y ambientales más amplios de la salud; (4) reducir los factores de riesgo de las enfermedades graves a través de la educación y la promoción de estilos de vida saludables; (5) garantizar el acceso a los recursos de salud a nivel mundial; y (6) mejorar y extender estrategias para la vigilancia y el intercambio de información. Continuar la investigación es un requisito previo para proporcionar conocimiento y nuevas herramientas para enfrentar estos desafíos”. El segundo comunicado del S20 (2018)167 expresa que “El suelo, el agua y la energía son recursos esenciales para garantizar la seguridad alimentaria en el mundo. Las presiones humanas sobre los recursos del suelo están llegando a límites críticos. Las principales amenazas son erosión, pérdida de carbono orgánico, desequilibrios de nutrientes, salinización y solidificación, pérdida de biodiversidad, contaminación, acidificación, compactación y urbanización. En este contexto, el grupo de afinidad S20 formula las siguientes recomendaciones específicas para la gestión sostenible de los suelos: 1. Promoción de la buena gobernanza del suelo. Se debe dar prioridad a limitar la expansión urbana y diseñar estrategias adaptativas de manejo del suelo al cambio climático. El monitoreo del suelo basado en sitios de referencia y/u observatorios permanentes es necesario para evaluar los programas de restauración del suelo y detectar puntos de inflexión en la degradación del suelo. La integración de los datos del suelo, el agua y los cultivos en modelos con base científica permite construir escenarios y apoyar las decisiones. Se necesita ciencia para informar las acciones políticas de los gobiernos y la sociedad civil, particularmente la legislación relativa a la conservación y protección del suelo. Es necesario promover la educación (escuelas y medios de comunicación) como un medio para aumentar la conciencia pública sobre el papel esencial de los suelos. Los programas destinados a educar a los agricultores en el manejo sostenible del suelo son muy necesarios. 2. Promover el conocimiento del suelo en áreas específicas. Se necesita un mapeo digital 3D de alta resolución (30m) para generar conocimiento de las propiedades del suelo y su relevancia para la investigación y su administración. La integración de las propiedades digitales del suelo en 3D con el monitoreo del clima y la idoneidad de los cultivos mejorará la eficiencia del agua y los fertilizantes, y definirá las mejores prácticas adaptadas a las condiciones locales y regionales. Estos mapas de idoneidad del suelo y los cultivos deben complementarse con métodos de detección próxima del suelo que empleen grandes datos en tiempo real para acelerar la agricultura digital. La agenda de investigación sobre los suelos debe incluir los siguiente: a) Descifrar las funciones mecanicistas del micro-bioma del suelo y su biodiversidad sobre la función del suelo y la salud de las plantas y la salud humana; b) Estudiar la eficiencia y el reciclaje efectivo de fertilizantes, una restricción global crítica para lograr rendimientos; c) Estudiar el secuestro de carbono a corto y largo plazo, la preservación de la materia orgánica del 167  Participaron muchos de los asistentes a la cumbre anterior, con excepción de los siguientes países, que cambiaron a sus autoridades: Australia, profesor Dr. John Shine; Canadá, profesor Dr. Chad Gaffield; Indonesia, profesor Dr. Satryo S. Brodjonegoro; Japón, profesor Juichi Yamagiwa; México, profesor Dr. José Luis Morán López; y Rusia, profesor Dr. Alexander Sergeev.


164 suelo, y la rehabilitación de suelos degradados; d) Desarrollar estrategias para disminuir los aspectos toxicológicos de los agroquímicos, incluida la lucha contra las plagas mediante procedimientos ecológicos, el uso de pesticidas menos tóxicos y de descomposición rápida, y la aplicación de tratamientos altamente específicos. 3. Incrementar los programas de cooperación científica internacional en el manejo sostenible del suelo. Deben establecerse y promoverse específicamente programas de doctorado y posdoctorado que mejoren a los profesionales y científicos de los países menos desarrollados”. El tercer comunicado del S20 (2019)168, sobre las amenazas para los eco-sistemas costeros y marinos y la conservación del medio ambiente oceánico, con especial atención al cambio climático y a los desechos plásticos marinos, manifiesta: “Un medio ambiente costero y marino saludable es esencial para el desarrollo sostenible continuo de la sociedad humana. El océano absorbe en grandes proporciones calor atmosférico y dióxido de carbono, y proporciona un amortiguador vital contra el cambio climático antropogénico. El océano contribuye al bienestar humano de muchas maneras, como el suministro de proteínas de la pesca, el mantenimiento de varios ciclos naturales y también es una fuente de recreación y consuelo espiritual. Sin embargo, los ecosistemas costeros y marinos también enfrentan serias amenazas. Existen importantes preocupaciones ambientales a escala mundial, que incluyen la acidificación, la desoxigenación, el calentamiento y el aumento del nivel del mar asociado, así como las frecuentes condiciones climáticas extremas. Las altas entradas de nutrientes y la entrada de contaminantes como metales pesados y materiales tóxicos orgánicos deterioran los ambientes costeros. La acumulación de desechos plásticos en el océano procedentes de ambos, de la tierra y el océano, es un problema emergente. Las prácticas pesqueras perjudiciales, incluidas las ilegales, no reguladas y no declaradas (INDNR), afectan a los ecosistemas costeros y marinos. El papel de la ciencia para minimizar estos impactos sobre la naturaleza y la sociedad no debe ser subestimado. Las Academias de Ciencias del G20 requieren: 1) uso de expertos, asesoramiento basado en evidencia y un enfoque que utilice una aproximación basada en el ecosistema durante el desarrollo posterior de los recursos marinos para minimizar los impactos no deseados en el medio marino; 2) acciones de redoblamiento destinadas a reducir los factores estresantes en los ecosistemas costeos y marinos, como el cambio climático, la sobrepesca y la contaminación; 3) el establecimiento de más prácticas de reciclaje y eficiencia energética a nivel nacional, de ciudades y local, a través de la colaboración de las partes interesadas y el establecimiento de objetivos basados en la ciencia y su seguimiento; 4) creación de capacidad para ambos, infraestructuras de investigación esenciales (incluidos buques de investigación y capacidades de observación y reconocimiento remotas y autónomas) y capital humano a través de la educación; 5) el establecimiento de un sistema mejorado de almacenamiento y gestión de datos que garantice acceso abierto para los científicos de todo el mundo; y 6) intercambio de la información obtenida a través de actividades 168  Participaron la mayoría de los asistentes a las cumbres anteriores, con excepción de los siguientes países, que cambiaron a sus autoridades o delegaron su representación en otras autoridades: Arabia Saudita, profesor Dr. Anas AlFaris y Dr. Tony Chan; Francia, profesor Pierre Corvol; e Italia, profesor Dr. Giorgio Parisi.


165 de investigación realizadas bajo una amplia colaboración multilateral, para acelerar el proceso de comprensión integral del océano global y su dinámica.”

U20,

el grupo de los alcaldes y las ciudades La cumbre alcaldes (U20) nació del liderazgo de los alcaldes de Buenos Aires y París, Horacio Rodríguez Larreta y Anne Hidalgo, durante la One Planet Summit desarrollada en París en 2017. Al año siguiente, en 2018, se celebró por primera vez en Argentina. La reunión reflejó las discusiones urbanas globales sobre la acción climática y la integración social y enfatizó las prioridades locales en línea con la agenda del G20 de Argentina. Los temas incluyeron el futuro del trabajo, la integración social, el empoderamiento de las mujeres, el acceso a la financiación y la acción climática. Al año siguiente, en 2019, la cumbre de alcaldes se celebró en Tokio, Japón, consolidándose varios de los temas tratados en Buenos Aires. Además, el grupo de miembros alcanza a veintisiete ciudades que juntas, alcanzan una población de doscientos treinta millones de personas, un número mayor al quinto país más poblado del mundo; representan a más del 8% del PBI mundial; y colectivamente, constituyen la tercera economía más grande del mundo.169 Cada ciudad del U20 representa a una gran potencia económica o política en un país del G20. En 2020 Arabia Saudita decide incorporar oficialmente al U20 como el octavo grupo de compromiso del G20 con el fin de aprovechar “el poder combinado de las ciudades participantes para tener un impacto duradero en el desarrollo urbano sostenible”. Según se describe oficialmente, “El objetivo del U20 es llevar los problemas urbanos a la vanguardia de la agenda del G20. El U20 es una plataforma única y un llamado a la acción para que los líderes ambiciosos de los gobiernos locales den un paso adelante y envíen un mensaje conjunto de U20 Cities para la acción climática global y el desarrollo sostenible a los líderes nacionales, entre otros. Los compromisos y mensajes del U20 se comparten con la Presidencia del G20 y los Jefes de Estado”. El communiqué del U20 Japón 2019 señala que “En un mundo donde más de la mitad de la población urbana vive en áreas metropolitanas extendidas, y dadas las proyecciones para más de 600 millones de nuevos habitantes 169  El Communiqué fue avalado por los siguientes alcaldes de países miembros del G20: Michael Müller, Berlín; Horacio Rodríguez Larreta, Buenos Aires; Rahm Emanuel, Chicago; Zandile Gumede, Durban; Peter Tschentscher, Hamburgo; Sylvester Turner, Houston; Anies Baswedan, Yakarta; Herman Mashaba, Johannesburgo; Sadiq Khan, Londres; Eric Garcetti, Los Ángeles; Manuela Carmena Castrillo, Madrid; Claudia Sheinbaum, Ciudad de México; Giuseppe Sala, Milán; Valérie Plante, Montreal; Bill de Blasio, Nueva York; Ichiro Matsui, Osaka; Ann Hidalgo, París; Marcelo Crivella, Río de Janeiro; Virginia Raggi, Roma; Bruno Covas, Sao Paulo; Park Won-soon, Seúl; Clover Moore, Sydney; Yuriko Koike, Tokio; Stevens Mokgalapa, Tshwane.


166 metropolitanos para 2030, las ciudades se han convertido sin duda en actores críticos para, en palabras de la Presidencia del G20 2019, ´darse cuenta y promover una sociedad futura libre y abierta, inclusiva y sostenible, centrada en el ser humano´”. “Nuestro objetivo como U20 es aprovechar el tremendo potencial de nuestras ciudades como centros de diversidad e innovación con el fin de abordar los desafíos globales. Creemos que la cooperación entre todos los niveles de gobierno es esencial para lograr nuestros objetivos”. Sus recomendaciones estuvieron enfocadas en la acción climática; la inclusión e integración social; y el crecimiento económico sostenible.


Breve historia del G20 parlamentario

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

167

Desde la celebración de la primera cumbre de líderes de estado y de gobierno del G20 en 2008 hasta la realización del primer P20 en 2018 en Buenos Aires se registran cuatro reuniones dedicadas a los poderes legislativos, a las que un informe del parlamento europeo de enero de 2015 170, de autoría de dos miembros de su servicio de investigación171, describe como “un foro en el que los representantes de los parlamentos pueden intercambiar opiniones sobre las políticas relacionadas con los problemas de la globalización”. Si bien ese informe sostiene que “la Consulta a los Presidentes de Parlamentos ha demostrado ser un foro útil para el intercambio de temas relacionados con la globalización”, a continuación, señala: “Sin embargo, … adolece de cierta debilidad debido a la falta de una coordinación consistente con la Cumbre de Líderes”. Y agrega: “Cuando está vinculada a la presidencia de la Cumbre sucede después; pero la reunión en Arabia Saudita no estaba vinculada a la presidencia. Y algunas presidencias recientes como Francia, Rusia y Australia no convocaron a ninguna reunión parlamentaria”. En opinión de los autores citados, “Hay varias razones … Algunos pueden temer en general el desarrollo de nuevas capas de estructuras institucionales y los costos relacionados con ellas. Los países del Commonwealth, como el Reino Unido y Canadá, son tradicionalmente reacios a otorgar un papel político a los presidentes de sus parlamentos. Otros como China consideran la Consulta a los Presidentes de Parlamentos como un lugar para intercambiar experiencias, pero de ninguna manera como un cuerpo que podría percibirse como un cuestionamiento a la legitimidad de sus líderes”.

170  Ver el informe completo en el paper citado en la nota 110. 171  Marcin Szczepański y Etienne Bassot.


168 La cuestión presupuestaria, si bien depende de las particularidades de cada país, suele ser un tema de debate permanente. En términos relativos, los costos asociados a los parlamentos generalmente son muy menores a los asignados y ejecutados por los gobiernos, que incluyen no sólo a sus presidentes sino, además, involucran a otras carteras de gobierno, agencias, y a un sinnúmero de organizaciones públicas durante las cumbres. Con respecto al Reino Unido y Canadá, y su presunta tradición contraria a otorgar un papel político a los presidentes de sus parlamentos, al menos en relación al G7, no así al G20, como se verá más adelante, la práctica indica todo lo contrario. Los Speakers tanto de Canadá como del Reino Unido han estado participando muy activamente de las reuniones de presidentes de parlamentos del G7 junto a sus colegas de Alemania, EE.UU., Francia, Italia y Japón. En la mayoría de los casos, la actitud ha sido distinta cuando se trató de las cumbres de presidentes de parlamentos del G20 (o P20), ya que respecto a estas últimas se han mostrado decididamente menos predispuestos a participar. China, por el contrario, ha participado de todas las cumbres de presidentes de parlamentos del G20 celebradas hasta ahora.

1. Ottawa, Canadá (2010) Después de las primeras cumbres del G20 organizadas en EE.UU. y en el Reino Unido en 2008 y 2009 172, Canadá fue el primer país en impulsar una reunión parlamentaria asociada al G20 173, iniciativa del entonces presidente del senado canadiense, el Honorable Noël Kinsella, prevista del 2 al 5 de septiembre de 2010. Se invitó a los presidentes de los parlamentos de países miembros del G20 y al parlamento europeo, así como a parlamentos extra G20. Los asistentes a la 1ª cumbre de presidentes de parlamentos del G20 fueron:

172  El 15 de noviembre de 2008 en Washington, DC la 1ª; el 2 de abril de 2009 en Londres la 2ª; y el 24 y 25 de septiembre de 2009 en Pittsburg la 3ª. 173  La 4ª cumbre de líderes de estado y de gobierno del G20 se llevó a cabo los días 26 y 27 de junio de 2010, mientras la 1ª cumbre de presidentes de parlamentos del G20 fue del 2 al 5 de septiembre de ese mismo año. Ampliar en: https://www.parl.ca/IIA/Default.aspx?Lang=E&DCId=5&DTId=1&P=2010_09_02_g20


169

El objetivo general fue generar un “diálogo prospectivo sobre la dinámica de la economía global actual y las estrategias de colaboración en apoyo de la producción, la seguridad y la distribución de alimentos”; prestándose especial atención a tres temas: a) estrategias de colaboración global para satisfacer las necesidades de producción y distribución de alimentos, b) nuevos paradigmas para la paz y la seguridad alimentaria; c) modelos financieros y económicos para promover la estabilidad económica mundial en apoyo a la producción, la seguridad y la distribución de alimentos en el mundo. El resultado -según los propios organizadores- fue el siguiente: “Juzgando que esta primera Consulta de Presidentes de Parlamentos fue un gran éxito que contribuyó a la promoción del liderazgo y la cooperación parlamentaria y ayudó a fortalecer el sentido de solidaridad y amistad entre líderes clave de los parlamentos del G20, el Presidente Park Hee Tae de la Asamblea Nacional de la República de Corea, propuso continuar la Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20 de manera regular para que las ideas y los valiosos pensamientos discutidos entre los líderes parlamentarios produzcan resultados reales y un cambio positivo en el mundo. Por lo tanto, Seúl será la sede de la 2ª Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20 en mayo de 2011”. 174 174  Las deliberaciones de la 1ª reunión parlamentaria del G20 pueden consultarse en las transcripciones publicadas por el Senado de Canadá bajo el título “G20 Speakers’ Consultation. Presiding Officers Upper and Unicameral Houses of the G20”. Transcript of Deliberations, Saturday, September 4, 2010.


170 El Honorable George Furey -presidente del Senado de Canadá- visitó el Congreso argentino el 31 de agosto de 2018, apenas unos meses antes de la celebración del P20. La reunión fue excelente, pese al momento de incertidumbre que se vivía en Argentina en ese momento producto de la crisis de la moneda.175 Al finalizar la reunión Furey anunció que Canadá no participaría del P20 por problemas de agenda, toda vez que tenía pendiente para la misma fecha el tratamiento del presupuesto. Sin embargo, los presidentes de ambas cámaras del parlamento de Canadá –George Furey y Geoff Regan- en las vísperas del inicio del P20, terminaron enviando en su representación a la Honorable Patricia Bovey, senadora, un gesto que el congreso argentino apreció mucho.

2. Seúl, Corea (2011) Los coreanos, como era previsible, cumplieron, pero al realizarse dos cumbres de líderes del G20 el mismo año (2010), una en Toronto (Canadá) en junio y otra en Seúl (Corea) en noviembre, la 2º consulta de presidentes de parlamentos del G20 quedó para los días 18 al 20 de mayo del año siguiente (2011). Participaron representantes de parlamentos de países del G20; parlamentarios de países que no son miembros del G20 (invitados) como Argelia, Etiopía, Guinea, Singapur y España; y la Unión InterParlamentaria (UIP), que no había participado de la reunión anterior. El lema fue “Desarrollo y crecimiento para la prosperidad común” , pero a la perspectiva socio-económica los coreanos agregaron otras, incluyendo que “se garantice la “seguridad de la comunidad global”. 177

176

El comunicado conjunto de la 2ª consulta de presidentes de parlamentos expresa una “responsabilidad común” por lograr un “enfoque común” hacia un “crecimiento compartido” en el que “toda la humanidad” logre vidas prósperas. Se da la bienvenida al denominado “Consenso de Seúl para el Crecimiento Compartido” y al “Plan de Acción Plurianual sobre el Desarrollo”, respaldados por la cumbre del G20 en Seúl. 175 Además del mencionado estuvieron presentes los senadores canadienses Jim Munson, Donald Plett y Marc Gold. Por Argentina participaron los diputados nacionales Luis Petri –por entonces vicepresidente 2º de la HCDN-, Silvia Lospennato –que presidía el GPA América del Norte y el GPA bilateral con los EE.UU.-, Ezequiel Fernández Langan, Alma Sapag, José Luis Ramón, Roxana Nahir Reyes, Fernando Iglesias, Eduardo Amadeo, Pablo Torello, Carla Pitiot y Facundo Suárez Lastra. Ver: https://www.hcdn.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/eventos/2018/08/agenda_20180831.html 176 Ver: http://www.g20.utoronto.ca/2011/2011-speakers.html 177 Debe comprenderse el contexto de la reunión parlamentaria de 2011. En diciembre de ese mismo año muere Kim Jong-il, dejando como heredero de Corea del Norte a Kim Jong-un, que poco después -en marzo de 2013- declaró el “estado de guerra” a Corea del Sur. Sin embargo, las cosas cambiaron drásticamente en los últimos tiempos, a partir del acuerdo de los líderes de ambos países para aprovechar los juegos olímpicos de invierno en abril de 2018 para dar señales de diálogo, resultando decisiva la presencia en Seúl de Kim Yo-jong, hermana de Kim, y del entonces presidente de Corea del Sur, Moon Jae-in. Posteriormente se produjeron una serie de eventos clave, incluyendo las cumbres de los presidentes de Corea del Sur y Corea del Norte el 27 de abril de ese mismo año en el área de seguridad que separa las fronteras de ambos países; y de Kim Jong-il y Donald Trump el 12 de junio también de ese año en el Capella Hotel en Sentosa, Singapore, lo que habilitaría nuevos encuentros de esos líderes en el futuro. En esa línea señala el punto 7) del comunicado conjunto: “Los conflictos que aún prevalecen en diferentes partes del mundo representan una amenaza importante para la paz mundial. Reconocemos la importancia del papel de la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) y la diplomacia parlamentaria para contribuir a la paz y a la estabilidad mundiales”.


171 Se reconoce además que “la brecha de desarrollo es una de las fuentes de desequilibrio mundial, y que tras la reciente crisis financiera mundial, la economía mundial debe avanzar hacia un crecimiento compartido para la humanidad”. También se pidió el desarrollo de mecanismos preventivos contra futuras contingencias. Por último, “Para responder de manera más efectiva a las diversas y complejas crisis que enfrenta la humanidad hoy en día, como el aumento de la pobreza y el desempleo, como resultado de las recientes crisis económicas y financieras, los países deben ir más allá de la gestión del riesgo individual y fortalecer la cooperación y coordinación internacional a nivel regional y global” (puntos 8, 9 y 10 del Comunicado Conjunto). “Hoy en día la humanidad enfrenta riesgos diversos y complejos, que incluyen la crisis económica y sus consecuencias sociales, los desastres naturales178, los accidentes nucleares179, el cambio climático180, el terrorismo181, la delincuencia organizada transnacional y otras preocupaciones humanitarias. Una cooperación más fuerte entre los países del G20 es imperativa para responder adecuadamente a los desafíos del desarrollo social y económico, la seguridad mundial y nuestra prosperidad común” dice el punto 2 del comunicado conjunto. La evaluación de la reunión fue positiva, al considerarse que “proporciona un nuevo impulso a los parlamentos que representan tanto a los países avanzados como a los países en desarrollo para acumular sabiduría para fortalecer la democracia y el respeto por los derechos humanos, así como para mejorar la cooperación en varios asuntos globales pendientes en la comunidad internacional, habiendo acordado seguir reuniéndonos en el futuro”, quedando Arabia Saudita como el siguiente anfitrión182, pese a no coincidir con la agenda oficial de las presidencias del G20. 183 178  “Estamos asistiendo a una creciente frecuencia de desastres naturales que, junto con las consecuencias del cambio climático, se están convirtiendo en una amenaza creciente para la seguridad del mundo; siendo necesario establecer un sistema colectivo de prevención de desastres y esfuerzos de socorro” (punto 3 del comunicado conjunto). 179  “El reciente accidente en una estación de energía nuclear en Japón, causado por el tsunami derivado de un terremoto sin precedentes, llama a la comunidad internacional a reexaminar las normas de seguridad nuclear existentes. Los parlamentos de los países del G20 deben hacer esfuerzos por centrarse en los temas de las regulaciones de seguridad nuclear con miras a lograr los estándares más altos posibles y fortalecer la cooperación en materia de seguridad nuclear, intercambio de información, y creación de capacidad y sistemas de emergencia” (punto 4 del comunicado conjunto). 180  “Reconocemos que abordar los desafíos del cambio climático es una prioridad urgente para todos los países, e instamos a la comunidad internacional a participar activamente y concluir, lo antes posible, la negociación de cambio climático de las Naciones Unidas actualmente en curso, reforzando los principios acordados en la Cumbre de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático 2010 en Cancún, México. Además, compartimos el entendimiento de que la comunidad internacional debe ser más activa en el desarrollo de formas nuevas y renovables de energía, lo que ayudará a resolver los problemas relacionados con el cambio climático y brindará asistencia tecnológica y financiera a los países menos desarrollados” (punto 5 del comunicado conjunto). 181  “El terrorismo es un delito grave que viola el derecho más fundamental a la vida de un ser humano, y nosotros condenamos todas las formas de terrorismo cometidas por quienquiera, donde sea, y por cualquier propósito. Alentamos los esfuerzos de coordinación internacional contra el terrorismo y las nuevas amenazas a la seguridad, incluida la piratería, sobre la base de un consenso mundial sobre los principios y mecanismos de las Naciones Unidas. Además, anticipamos que la Cumbre de Seguridad Nuclear de 2012 se celebrará en Seúl, República de Corea, debería producir recomendaciones que, entre otras cosas, contribuyan a prevenir la adquisición de materiales nucleares por parte de organizaciones terroristas mediante los medios internacionales existentes” (punto 6 del comunicado conjunto). 182  Puntos 11 y 12 del comunicado conjunto. 183  A Seúl, Corea (11 y 12 de noviembre de 2010) lo sucedió Cannes, Francia (3 y 4 de noviembre de 2011) y con posterioridad Los Cabos, México (18 y 19 de junio de 2012).


172 3. Riad, Arabia Saudita (2012) La tercera reunión consultiva de los presidentes de parlamentos del G20 se llevó a cabo en Riad los días 25 y 26 de febrero de 2012, aproximadamente cuatro meses después de la cumbre de líderes en Cannes, Francia; y cuatro antes de la de Los Cabos, México. Participaron representantes de Argentina, Brasil, Canadá, China, India, Indonesia, Italia, Japón, Corea, México, Rusia, Turquía y Unión Europea. Durante la reunión se discutieron los siguientes temas: el diálogo global entre culturas; energía para el desarrollo sostenible; y la crisis de deuda soberana y sus efectos en la economía mundial. 184 “El diálogo entre los pueblos y las culturas es esencial para consolidar la paz, la seguridad y el desarrollo internacionales. La comunidad internacional debe desarrollar un clima propicio para el diálogo, la tolerancia y el desarrollo de la cultura de los derechos humanos en lugar de la intolerancia, el extremismo, la discriminación y los prejuicios. Esto incluye ver las diferencias como una ventaja para la humanidad y adoptar al diálogo interreligioso como un medio para erradicar los malentendidos, los conflictos, la animosidad y el odio, y para centrarse en las áreas de cooperación entre los pueblos, los parlamentos y los Estados al servicio de los valores humanos y universales comunes que fomentan la comprensión positiva, el amor y la paz entre toda la humanidad” (punto 1 del comunicado conjunto). Se menciona a los ODM (aún no existían los ODS), expresándose que su logro “requiere la creación de formas y medios para el acceso universal a la energía, a la vez que proporcione fuentes de energía ecológicas y tecnologías verdes para el desarrollo sostenible” (punto 8 del comunicado conjunto). “Las repercusiones de la crisis de la deuda soberana en algunos países pueden extenderse debido a la interdependencia de los mercados más allá de esos países, y afectar a los mercados financieros, el comercio mundial y el crecimiento económico mundial. Por lo tanto, cuando se trata de una crisis de deuda soberana, los esfuerzos de autosuficiencia de cada país para la consolidación fiscal son imperativos, pero también se necesitan esfuerzos concertados para enfrentar las crisis. Esto debería asociarse con una mayor prioridad para estimular la recuperación de la producción y el empleo a corto plazo, y para iniciar las reformas estructurales necesarias para lograr un crecimiento sólido, sostenido y equilibrado a mediano y largo plazo. En ese contexto, los parlamentos tienen un papel importante que desempeñar”. A lo que se agrega: “Los marcos de supervisión internacionales deben fortalecerse para supervisar las operaciones de las instituciones financieras internacionales. También es de destacar la necesidad de crear un mecanismo mundial eficaz de alerta 184 http://www.g20.utoronto.ca/2012/2012-speakers.html


173 temprana para hacer frente al riesgo financiero” (puntos 10 y 11 del comunicado conjunto). Al finalizar dieron la bienvenida a la propuesta de México para la organización de la 4ª y última consulta de presidentes de parlamentos del G20 de la serie185 que tuvo lugar los días 3 a 5 de abril de 2013 en la ciudad capital, lejos de la cumbre de líderes del G20 realizada en Los Cabos en junio del año anterior, y unos cinco meses aproximadamente, previo a la de San Petersburgo, Rusia. Curiosamente, como una suerte de cierre del círculo, el hecho fortuito de la elección de una presidenta mexicana en la UIP a fines del 2017 contribuyó muy positivamente en la decisión de ese organismo internacional de apoyar seis años más tarde nuestra iniciativa del P20.

4. México, Estados Unidos de México (2013) A diferencia de las experiencias de Corea del Sur y Arabia Saudita -cuya organización quedó en manos de sus respectivos parlamentos unicamerales-, México repitió el esquema de Canadá, quedando la organización del encuentro en una sola de sus cámaras, el senado, pese a contar ambos países con sistemas parlamentarios bicamerales. La reunión parlamentaria consultiva se llevó a cabo los días 3 a 5 de abril de 2013. Asistieron los parlamentos G20 de Arabia Saudita, Argentina, Brasil, Canadá, China, Francia, Indonesia, Japón, Corea, Rusia, Sudáfrica, Turquía, el Reino Unido y el parlamento europeo. Como invitados especiales participaron, además, los parlamentos de Chile, Colombia y el Reino de España; y se invitó al presidente de la Unión Inter-Parlamentaria (UIP). Ernesto Javier Cordero Arroyo –presidente del senado de México y por ende anfitrión de la 4ª consulta de presidentes de parlamentos del G20- se convirtió en una figura de consulta obligada para la organización del P20 en Buenos Aires cinco años más tarde. 186 Los temas abordados en México fueron los siguientes: la reforma del sistema financiero y el combate a la corrupción; las reformas para la recuperación económica; generación de empleos y facilitación comercial; políticas públicas y acción legislativa para la seguridad alimentaria y la 185 Punto 13 del comunicado conjunto. 186  Si bien no participó del P20 en Buenos Aires, sus opiniones estuvieron presentes durante la etapa de diseño del P20 a través de Gabriela Cuevas Barrón, que además de senadora y presidenta de la comisión de relaciones exteriores y culto, al momento de asumir la presidencia de la UIP compartía pertenencia en el partido de acción nacional (PAN). Cordero fue además secretario de hacienda y crédito público del gobierno de los Estados Unidos de México en 2009, desde donde también se relacionó con el G20 desde una perspectiva con acento en los asuntos financieros.


174 estabilización de los precios de los productos básicos; legislación sobre cambio climático; economía verde y gestión del agua para el desarrollo industrial; seguridad alimentaria; y generación de energía. Se destacaron los esfuerzos compartidos para atacar la crisis financiera internacional de 2008 –que dio origen a la creación del G20-, pero se calificó a la recuperación de “lenta, débil e irregular”, con especial preocupación por los niveles de desempleo, en especial en las economías avanzadas. Se reclamó urgencia en la implementación de cambios en el sistema financiero multilateral según lo acordado en la cumbre del G20 de Seúl, Corea, en 2010; 187 mayor apoyo al desarrollo de las PYMES; e “inversión en infraestructura para el crecimiento económico”. Se calificó de complementarias a las reformas de los sistemas financieros y el combate a la corrupción, el crimen organizado y el lavado de dinero. Se hizo hincapié en el compromiso de fomentar el crecimiento y el empleo, incluyendo reformas al mercado laboral para impulsar la competitividad y el empleo, así como de adoptar medidas para mejorar las redes de seguridad social. Los líderes parlamentarios del G20 respaldaron además “el fuerte compromiso con el libre comercio e inversión, la expansión de los mercados y la oposición al proteccionismo en todas sus formas”, subrayando “la importancia de contar con un sistema de comercio multilateral justo y abierto, transparente y con certeza jurídica dentro del marco de la Organización Mundial del Comercio (OMC), así como concluir la Ronda de Doha tan pronto como sea posible”. Y pusieron énfasis en “la urgencia de lidiar con el problema de la seguridad alimentaria y la excesiva volatilidad en los precios de los productos básicos”. Se respaldaron los acuerdos sobre cambio climático, el reconocimiento del derecho fundamental al acceso al agua, y el compromiso con la alianza mundial para el desarrollo “en la forma que se estipula en los ODM”.188 187  Señala Jorge Argüello en la obra citada que “Corea del Sur operó como un buen puente entre desarrollados y el resto (“the West and the rest”, en épocas del G7) y aseguró un primer cambio cualitativo en el sistema financiero multilateral desde la posguerra: la redistribución de cuotas en el FMI en favor de los países emergentes, un 6% de total y la cesión de dos asientos en el directorio del organismo multilateral, cambios inéditos en la historia del Fondo”. Más adelante agrega: “El Congreso de los Estados Unidos aprobó e hizo posible la vigencia de la reforma del FMI recién en 2015, cuando los emergentes ya habían recorrido un camino paralelo …”. También destaca Argüello “el acuerdo sobre los mínimos de capital exigidos a los bancos” que “pasaría de 2% a 4,5% siguiendo además nuevos estándares de liquidez, límites de apalancamiento y colchones de capital anti-cíclicos”. 188  Los ocho objetivos de desarrollo del milenio (ODM), derivados de la declaración del milenio adoptada en septiembre del año 2000 por líderes de 189 países con miras al 2015 fueron revolucionarios “porque ofrecieron un discurso común para alcanzar el acuerdo global”. En enero de 2016, “los ODM fueron reemplazados por la nueva Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, aprobada en septiembre de 2015 por 193 Estados Miembros de las Naciones Unidas, tras un proceso consultivo mundial sin precedentes de más de tres años”. Ver el link: http://www.sdgfund.org/es/de-los-odm-los-ods


175 La declaración de México dedica además bastante atención a la participación de los parlamentos en el G20 al señalar que “la discusión parlamentaria sostenida por los países miembros del G20 contribuye a encontrar soluciones a la crisis económica mundial”; y que “para asegurar la instrumentación eficaz y robusta de las políticas y programas establecidos internacionalmente para la recuperación económica, debe haber un fuerte involucramiento de nuestros parlamentos en la promoción nacional y dentro del marco de nuestra autoridad así como mediante la representación ciudadana, de las iniciativas legislativas que se necesitan para estimular la creación de empleos y para concluir e instrumentar acuerdos comerciales”. Se expresó que “El Foro de Presidentes de Parlamentos de los Países Miembros del G20 debe continuar su diálogo para alentar a los líderes del G20 a lograr acuerdos sobre políticas públicas en una forma eficaz. Debemos considerar la mejor manera de hacerles llegar nuestros puntos de vista oportunamente a los líderes del G20 mediante el Presidente del Foro 189 …”; y que “Para lograr avances hacia la consecución de las metas y objetivos del G20, es imperativo garantizar la contribución de los parlamentarios en la definición de los temas, para que podamos reiterar nuestra voluntad de asumir un papel activo y responsable en el ambiente legislativo”. La declaración reconoce inclusive “los importantes esfuerzos que está realizando la Presidencia Rusa del G20 para acompañar el diálogo e incluir a otros actores”. Sin embargo, el de México fue el último de los foros de consulta de presidentes de parlamentos del G20, mientras San Petersburgo le dio la bienvenida al primer C20. 190

189  “Al respecto, instruimos al Senador Ernesto Cordero Arroyo, presidente del senado mexicano, a que haga llegar el presente comunicado a los líderes del G20 mediante los canales más adecuados” termina ese punto. 190  El Preámbulo del Civil Rusia 2013 (C20) expresa: “Nosotros, los participantes y delegados de la Cumbre Civil del G20, respaldamos la iniciativa de la presidencia de Rusia de incorporar a la sociedad civil en el proceso de consulta del G20. El formato Civil20 ha hecho posible establecer un y diálogo constructivo y orientado a resultados entre la sociedad civil y los oficiales de gobierno responsables de elaborar políticas públicas. Estos esfuerzos estructurados continuarán durante las futuras presidencias. Por esta razón: Proponemos preparar una estrategia de colaboración de mediano plazo entre el Civil´20 y el G20”. Ver el documento completo en el siguiente link: https://civil-20.org/c20-2013-russia/



El impasse, ¿qué pasó?, ¿dónde están? ¿adonde fueron?

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

177

El impulso que adoptaron las reuniones de presidentes de parlamentos del G20 fue creciendo. Desde su inauguración en 2010 por parte de los canadienses, la comunidad de parlamentos del G20 se dio cita año tras año hasta el 2013, cuando se celebró una exitosa cumbre parlamentaria en ciudad de México. La única disfuncionalidad fue la realización de la reunión parlamentaria en Riad, Arabia Saudita, en lugar de Francia, país en el que se había celebrado en noviembre de 2011 la última cumbre de líderes del G20. Después de cuatro años, ¿qué pasó? Las reuniones parlamentarias del G20 desaparecieron, dejando pasar cinco cumbres de líderes celebradas en San Petersburgo, Rusia (5-6 de septiembre de 2013); Brisbane, Australia (15-16 de noviembre de 2014); Serik Antalya, Turquía (15-16 noviembre de 2015); Hangzhou, China (4-5 de septiembre de 2016); y Hamburgo, Alemania (7-8 de julio de 2017). Curiosamente en medio de la reunión parlamentaria en ciudad de México, la última de la primera serie, Andreas Bummel, líder de la Campaña UNPA –por una asamblea parlamentaria de Naciones Unidasescribía: “El descontento con el proceso del G20 ya no es un asunto confinado a la protesta de los ciudadanos, grupos de la sociedad civil, think tanks o gobiernos excluidos. Incluso los parlamentos de los propios estados miembros del G20, al parecer, están cada vez más preocupados, ya que están excluidos del proceso del G20”. 191

191  “The democratic deficit of the G20, the G20 Speakers Forum, and a global parliamentary assembly”. UNPA Campaign, 3 de abril de 2013.


178 “En 2010, el Senado de Canadá organizó por primera vez una ´Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20´que reunió a los presidentes de los parlamentos del G20. Después de reuniones similares en Seúl en 2011 y Riad en 2012, una cuarta reunión se está llevando a cabo en la ciudad de México bajo los auspicios del Senado mexicano. En las preguntas frecuentes oficiales, el Senado mexicano brinda algunas razones bastante notables por las que piensan que este nuevo foro es importante: ‘Deben llevare a cabo debates a nivel parlamentario sobre temas globales para que los líderes parlamentarios de las naciones del G20 puedan desempeñar un papel más activo en la elaboración de las leyes y el fortalecimiento de la toma de decisiones parlamentarias en apoyo de los temas más apremiantes de la agenda global’; y también ´Sólo al incluir a los parlamentos del G20 en la toma de decisiones a nivel mundial y lograr el consenso y el acuerdo entre los líderes parlamentarios, los gobiernos pueden realmente cumplir con los compromisos que sus líderes han hecho´”. Bummel asimismo trae a colación la opinión de Othmar Karas, un eurodiputado de Austria, quien señaló: “los parlamentos deben participar en la toma de decisiones a nivel mundial y en el fortalecimiento del sistema financiero mundial”; y sugirió que las resoluciones adoptadas durante este foro parlamentario sean subsecuentemente presentadas a los jefes de estado y de gobierno del G20. Seguidamente reflexiona: “Desde un punto de vista pragmático la sugerencia del Señor Kara podría ser útil como primer paso. Pero el objetivo debería ser mucho más audaz. Los presidentes de parlamentos por sí solos difícilmente puedan representar toda la diversidad de sus parlamentos, y la consulta parlamentaria del G20 no se tomará en serio como un foro global. Los representantes de los ciudadanos del mundo debemos poder participar activamente en el proceso del G20 y también en otros ámbitos de gobernanza global”. “Un parlamento exclusivo del G20 no es la solución. Finalmente, este desarrollo está fortaleciendo el caso de una Asamblea Parlamentaria de las Naciones Unidas”. A ello agrega, “Una Asamblea Parlamentaria de la ONU podría superar una de las deficiencias clave de la ONU: el principio de ´igualdad soberana de los estados´ o ´un estado, un voto´. No es de extrañar que los gobiernos de las grandes economías prefieran eludir a la ONU en materia de gobernanza económica y financiera …” Concluye expresando: “Por el momento los jefes de estado y de gobierno del G20 ni siquiera quieren escuchar las resoluciones aprobadas por el Foro de Presidentes de Parlamentos del G20. Es una lástima. Pero la presión para democratizar la gobernanza global está claramente aumentando”. Lo que sucedió a posteriori es increíble. Apenas unos meses más tarde se reunieron en el hotel Presidente de Moscú, Rusia, entre el 13 y el 14 de junio de 2013, más de trescientos cincuenta representantes de la sociedad civil, de organizaciones internacionales, la comunidad em-


179 presarial, funcionarios gubernamentales y medios de comunicación, y delegados de la sociedad civil de los países G20 representados por ONG y académicos, formalizando la primera reunión de diálogo de los países del G20 en forma de C20 o Civil 20. Anteriormente abordamos el tema, al describir la historia de los grupos de compromiso del G20. Mientras tanto, se discontinuaron las reuniones de parlamentarios. Pero el C20 sería apenas el cuarto de los grupos de compromiso que incorporaría el G20, ya que antes había incorporado al B20, al T20, y al Y20. En 2015 se incorporan el L20 y el W20; en 2017 el S20; y en 2020 el U20, llegando a ocho en la actualidad. Ahora bien, ¿qué pasó entre abril de 2013, después de la finalización de la reunión parlamentaria organizada por el Senado de México, y noviembre de 2018, cuando desde Argentina organizamos la quinta reunión y el primer P20? Tal vez habría que reformularse las preguntas, no siendo tan importante qué pasó, ni adónde fueron los parlamentos y los parlamentarios –a ningún lado- sino, simplemente, ¿por qué tanta indiferencia? A la absoluta falta de voluntad de los gobiernos sumaríamos, como hipótesis, la siguiente: Rusia focalizó en el C20; Australia ha sido siempre distante a las cumbres parlamentarias (ningún parlamentario australiano había participado de ninguna de las cuatro primeras reuniones); el 2015 fue un año de grandes incertidumbres para Turquía, después de que su actual presidente, Recep Tayyip Erdoğan, resultara el primer presidente elegido por sufragio universal en agosto de 2014; la asamblea nacional popular china tampoco lo planteó; y por último Alemania es uno de los países que tampoco alienta ni participa activamente de las reuniones de presidentes de parlamentos del G20. Una mala saga. Una vez que estudiamos lo sucedido, decidimos convocar a la UIP a coorganizar con nosotros el primer Parliaments´20 (P20), lo que nunca se había hecho hasta entonces; e intentamos sumar a la OCDE como organismo técnico, atento su experiencia con su red parlamentaria global. Pero no fue fácil, toda vez que el gobierno argentino fue muy reticente, y una vez que no se opusieron a su realización, indiferente, con excepción del rol del sherpa, embajador Pedro Villagra Delgado y su equipo. El P20 Argentina 2018 si bien exitoso en su realización y resultados no contó con el reconocimiento de la presidencia del G20 y, por ende, menos aún del G20. Esta obra tiene por objeto desnudar la cuestión, dejarla planteada, visibilizar la discriminación del G20 hacia los parlamentos de sus miembros, así como concientizar del error y la pérdida de oportunidades que ello supone.


180


G20 Argentina 2018

pg.

181

Hubo un consenso generalizado sobre el buen desempeño de la presidencia argentina del G20 192 y una asistencia casi perfecta de líderes de estado y de gobierno 193, incluyendo a invitados permanentes y especiales-194; organizaciones internacionales195; y organizaciones regionales. 196 La Cumbre, celebrada el 30 de noviembre y 1º de diciembre en Buenos Aires, dio cierre a un proceso de más de 50 reuniones que se llevaron a cabo durante todo el año, mayormente en Argentina197, pero

192  Por sólo citar algunos pocos ejemplos: Justin Trudeau (primer ministro de Canadá) expresó respecto al presidente Macri: “… está haciendo un gran trabajo como anfitrión de este evento tan importante”; y Christine Lagarde (FMI): “Quiero felicitar a Argentina, a los argentinos, porque este G20 en Buenos Aires, fue un momento fantástico. Fue un encuentro hermoso. Todos tenían temores sobre el encuentro; todos esperaban que fuera un fiasco por varias razones; y gracias a la genialidad argentina, resultó ser uno de los mejores G20 que he visto. Y yo soy una veterana de los G20, he concurrido a ellos por más de diez años. Este fue por lejos el mejor. Gracias.” Ver: https://www.lanacion.com.ar/2198397-christine-lagarde-este-fue-lejos-mejor-g-20 193  Angela Merkel (canciller, Alemania); Mohammad bin Salman Al Saud (príncipe heredero, Arabia Saudita), Mauricio Macri (presidente, Argentina); Scott Morrison (primer ministro, Australia); Michel Temer (presidente, Brasil); Justin Trudeau (primer ministro, Canadá); Xi Jinping (presidente, China); Moon Jae-in (presidente, Corea del Sur); Donald Trump (presidente, EE.UU.); Emmanuel Macron (presidente, Francia); Narendra Modi (primer ministro, India); Jusuf Kalla (vicepresidente, Indonesia); Giuseppe Conte (primer ministro, Italia); Shinzo Abe (primer ministro, Japón); Enrique Peña Nieto (presidente, México); Theresa May (primer ministro, Reino Unido); Vladimir Putin (presidente, Rusia); Cyril Ramaphosa (presidente, Sudáfrica); Recep Tayyip Erdogan (presidente, Turquía); Donald Tusk (presidente del Consejo Europeo); y Jean-Claude Juncker (presidente de la Comisión Europea). 194  Pedro Sánchez (presidente, España); Sebastián Piñera (presidente, Chile); Reina Máxima (Países Bajos) y Mark Rutte (primer ministro, Países Bajos). 195  António Guterres (secretario general de Naciones Unidas); Guy Ryder (director general de la OIT); Christine Lagard (directora gerente del FMI); Jim Yong Kim (presidente del Banco Mundial); Tedros Adhanom Ghebreyesus (director general de la OMS); Roberto Azevedo (director general de la OMC) y Mark Carney (presidente del FSB). 196  Andrew Holness (primer ministro de Jamaica y presidente de la Comunidad del Caribe); Paul Kagame (presidente de Ruanda y de la Unión Africana); Amadou Ba (ministro de economia de Senegal, en representación de la Nueva Asociación para el Desarrollo Económico de África); Lee Hsien Loong (primer ministro de Singapur y presidente de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático); José Angel Gurría (secretario general de la OCDE); Luis Alberto Moreno (presidente del BID); y Luis Carranza Ugarte (presidente ejecutivo de la CAF). 197  Bariloche, Buenos Aires, Córdoba, Mar del Plata, Mendoza, Puerto Iguazú, Rosario, Salta, San Miguel de Tucumán, San Salvador de Jujuy y Ushuaia.


182 también en otras ciudades del mundo. 198 Además de los canales de sherpas y de finanzas, se desarrollaron reuniones ministeriales temáticas 199, las de los grupos de compromiso200, y muchas otras en forma paralela, entre ellas el propio P20. Sin embargo, si se observa el anexo de la declaración, se advierte que se omite toda mención o referencia al P20, a los parlamentos y a los parlamentarios, 201 lo cual no resulta muy auspicioso, limitándose el reconocimiento a los grupos de compromiso del G20, es decir, sólo a aquellos reconocidos formalmente por los gobiernos. ¿Qué esperar de los líderes de estado y de gobierno? Un apoyo y reconocimiento explícito al P20, la cumbre de presidentes de parlamentos del G20, lo que aún no se ha dado.

Lo que nos dejó el P20 en Argentina. Desde lo operativo, los líderes parlamentarios que participaron del P20 destacaron la hospitalidad y cordialidad de los argentinos202, así como la posibilidad de desarrollar en paralelo reuniones bilaterales 203 ; calificando a la iniciativa como significativa y lógica204; tildando a la organización de extraordinaria 205 y exitosa. 206 198  Bali (Indonesia), Basilea y Ginebra (Suiza), París (Francia), Riyadh (Arabia Saudita), Seúl (Corea del Sur) y Washington, DC (EE.UU.). 199  Agricultura, economía digital, educación, empleo, finanzas, relaciones exteriores, salud, transiciones energéticas. 200  Business´20, Civil´20, Labour´20, Science´20, Think´20, Women´20 y Youth´20. 201  Tampoco se menciona a Justicia´20 ni al encuentro inter-religioso en ocasión del G20. 202  En el último numeral de la declaración del P20 los líderes parlamentarios expresan su “sincero agradecimiento hacia la Argentina por ser anfitrión de la Cumbre de Presidentes Parlamentarios en ocasión del G20, así como por su cálida hospitalidad.” 203  Illias Umakhanov (Federación Rusa): “Quisiera agradecer a nuestros colegas argentinos por su hospitalidad, por su cordial implementación de este foro. Todos los eventos del G20 este año bajo la presidencia de Argentina están alineados con nuestra búsqueda por asegurar un desarrollo internacional justo y equitativo. Quisiera agradecer a los amigos y colegas de Argentina por esta iniciativa tan esperada de celebrar esta cumbre en Buenos Aires que es no sólo una plataforma para abordar los temas que están en la agenda internacional, sino que nos da la oportunidad para tener contactos y reuniones bilaterales muy productivas”. 204  Sumitra Mahajan (India): “El Parlamento de India, los legisladores, acogen con agrado la iniciativa de la Presidencia de Argentina del G20, de invitar a parlamentarios y presidentes de Parlamentos a ser parte del debate, involucrando al Parlamento en el proceso deliberativo. También agradezco a la Presidenta de la UIP por esto. Realmente es significativo y lógico. Así que, sin duda, nuevamente, acojo con bienvenida y aplaudo la iniciativa de la Presidencia de Argentina, de la UIP, por organizar esta Cumbre, porque sin duda, nosotros, presidentes de Parlamentos, y en la democracia tenemos que escuchar de la oposición, tenemos que escuchar a todas las Partes, y los Parlamentos son los representantes de los representados. Deben conocer la agenda de desarrollo, y el Parlamento debe avanzar en esta agenda de desarrollo.” 205  Carole Bureau-Bonnard (República Francesa): “Muchas gracias Señor Presidente. Quisiera en primer lugar agradecer a Argentina por esta organización extraordinaria que permite reforzar el diálogo entre parlamentarios y que tiene que nutrir el G20 del mes que viene.” 206 HAO Mingjin (República Popular China): “… me gustaría agradecer al Congreso de la Argentina y a la UIP por todos los preparativos y arreglos para esta reunión. Con nuestros esfuerzos conjuntos el Foro Parlamentario logró ser un gran éxito”. Baronesa Hooper (Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte): “Agradezco a la Argentina por haber organizado este evento y también por su maravillosa hospitalidad. Quisiera felicitar la iniciativa de Argentina, feliz y muy bien apoyada por la Unión Inter-Parlamentaria, y haber reunido a tantos grupos diferentes durante su presidencia del G20. Reunieron a las ONG, los representantes de la Sociedad Civil, empresarios, y ahora nuestro grupo parlamentario y también estuvo el W20, representantes de las mujeres, reunidas aquí. Tal vez el único grupo que faltó han sido los abogados. Pero tal vez tengamos suficientes abogados en los parlamentos del mundo para cubrir esa brecha. … Así que agradezco nuevamente Señor Presidente a Ud. y a Argentina por todo lo que han hecho para que la Presidencia de G20 sea tan exitosa.”


183 Por otra parte, la declaración conjunta -el producto final de la reunión parlamentaria celebrada en Buenos Aires con motivo de la presidencia argentina del G20-, incorpora por primera vez la sigla “P20” en su encabezado y en el numeral 20º. A diferencia de los siete grupos de compromiso que también llevan como sigla la primera letra que los identifica -creados al amparo de las presidencias del G20-, la naturaleza de los parlamentos y el sistema de independencia de poderes convenció a los líderes parlamentarios participantes de la Cumbre de Buenos Aires en autodenominar a esta última con la sigla P20 sin necesidad de autorización alguna. De este modo, el P20 quedó formalizado como un legado creado por los líderes de los parlamentos miembros del G20 en Buenos Aires, Argentina. Con respecto a los contenidos de fondo, el resultado fue el siguiente: a.

b.

c.

El P20 hace un reconocimiento al G20 como foro clave para la gobernanza y la coordinación macroeconómica a nivel global, y a su funcionamiento como mecanismo para lograr consensos y luchar en forma colectiva por objetivos comunes. La declaración del G20 destaca que se cumplieron 10 años desde la celebración de la primera cumbre y pone en el centro la “construcción de consenso para un desarrollo equitativo y sostenible”, abordando la agenda mediando la promoción del diálogo y la búsqueda de puntos en común, incluyendo a las organizaciones de la Sociedad Civil; 207 el P20 toma en cuenta la ampliación de la agenda del G20 y su focalización en el crecimiento y desarrollo sustentable, en línea con la declaración del G20 que hace referencia específicamente a la construcción de consenso “para un desarrollo equitativo y sostenible” a través de una agenda centrada en las personas y con visión de futuro; en la declaración del P20 los líderes parlamentarios se comprometen a “trabajar juntos para encontrar soluciones duraderas a los desafíos claves de nuestro mundo cambiante”, mencionando en coincidencia con el G20 al futuro laboral y los sistemas de protección social; el financiamiento para el desarrollo; la lucha contra la corrupción; el empoderamiento de mujeres y jóvenes; educación para la nueva era de la tecnología y la innovación; y un renovado compromiso con el multilateralismo. A esos temas agregan la problemática de la pobreza; de los migrantes y refugiados; el terrorismo; y una apelación a la resolución de conflictos en forma pacífica.

207  Numerales 1 y 2 de la declaración del P20 y 1, 2 y 3 de la declaración del G20.


184 Sin embargo, la declaración de líderes de estado y de gobierno profundiza algunos asuntos o aborda temas no tratados por el P20 como los asociados al exceso de capacidad del acerco; las políticas monetaria, fiscal y cambiaria; el fortalecimiento de la inclusión financiera; entidades financieras internacionales sólidas y efectivas, el respaldo a la construcción de capacidades de gestión de la deuda y las finanzas públicas; un sistema financiero abierto y resiliente, y un sistema tributario internacional justo, sostenible y moderno; la seguridad alimentaria; la salud; la protección del ambiente, el cambio climático y la energía. d) los líderes parlamentarios ratifican en su declaración a la Agenda 2030 de Naciones Unidas y sus ODS como “un hito para el desarrollo genuino, equitativo y sostenible de nuestro planeta” 208, dedicando una referencia especial al rol del sector privado y las sociedades públicoprivadas. 209 En idéntico sentido los líderes de estado y de gobierno reafirman su compromiso de “liderar la transformación hacia un desarrollo sostenible y dar nuestro aval para que la Agenda 2030 sirva de marco para lograr avances en torno a este objetivo del Plan de Acción del G20”. 210

208  Comprometiéndose a continuar esforzándose “para lograr que nuestros respectivos parlamentos cumplan el propósito de transformar estos compromisos globales en realidades nacionales. En el proceso, también nos empeñaremos por incrementar la solidaridad internacional para lograr estos objetivos comunes y participar activamente como parlamentos en el Foro Político de Alto Nivel de las Naciones Unidas, el instrumento internacional más importante de seguimiento de los ODS.” (numeral 5 de la declaración del P20). 209  Señala el numeral 6º de la declaración del P20: “Consideramos que el compromiso del sector privado es de crucial importancia para el logro de ODS y que, como motor del crecimiento económico y originador de trabajos en países en desarrollo, las sociedades público-privadas pueden tener un rol sustancial en lograr transformaciones sistemáticas y estructurales para el desarrollo sustentable.” 210  Numeral 18 de la declaración del G20. Se agrega que “En la Actualización de Buenos Aires, se definen las medidas colectivas y concretas actuales del G20 para el logro de la Agenda, reconociendo que la cooperación Sur-Sur y la cooperación triangular desempeñan un papel importante en su implementación”. Se subraya el “aval continuo a la Alianza de África del G20, incluido el Compacto de África y otras iniciativas relevantes”. Se reafirma el “compromiso de hacer frente a los flujos financieros ilícitos, que tienen un efecto detrimental en la movilización de recursos nacionales”, comprometiéndose a continuar evaluando los avances en la materia. Por último, se avalan “los Principios de Alto Nivel sobre Hábitat Sostenible a través de la Planificación Regional del G20.”


G20 Japón 2019 y el milagro de la continuidad del P20

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

185

El hecho de que Argentina haya sido responsable del relanzamiento de las reuniones parlamentarias del G20 en forma de cumbre, y que Japón haya decidido hacer su propio aporte con la organización de la sexta reunión parlamentaria y segundo P20 no es fortuito, ya que hay una serie de circunstancias y valores comunes que influyeron muy positivamente. Japón ha participado de cinco de las seis reuniones parlamentarias del G20. A ello se agrega que Akiko Santo, representante nipona en el P20 Argentina 2018, fue elegida para presidir la cámara de consejeros del Japón y, en ese carácter, ofició de anfitriona en 2019. La participación de la UIP en la organización de ambos P20 resulta otro factor sumamente relevante, sobre todo en lo relativo a la convocatoria.

Las primeras dudas El 2019 fue un año cargado de grandes eventos para Japón. Además de la organización de la cumbre de líderes de estado y de gobierno los días 28 y 29 de junio en Osaka, se organizaron reuniones del G20 durante todo el año en distintas ciudades y prefecturas del país como Niigata en mayo; Karuizawa – Nagano, Tsukuba – Ibaraki, y Fukuoka en junio; Matsuyama, Ehime en septiembre; Okayama y KutchanHokkaido en octubre; y Nagoya, Aichi en noviembre. Por otra parte, después de treinta años en el trono, el emperador


186 Akihito abdicó el 30 de abril de 2019, marcando el final de la era de Heisei y el comienzo de la era de Reiwa, lo que dio lugar a numerosas festividades en honor a su hijo y sucesor, el emperador Naruhito, cuya ceremonia de entronización tuvo lugar el 22 de octubre. Además, el 21 de julio se llevaron a cabo elecciones legislativas para elegir a 124 senadores. El parlamento japonés, The National Diet o Kokkai, es bicameral. La cámara alta es la cámara de los consejeros (House of Councillors o Sangi-in) compuesta por 245 miembros; y la baja la cámara de representantes (House of Representatives o Shugi-in) con 475. Akiko Santo, delegada de la cámara de los consejeros de Japón ante el P20, había sido muy transparente ante sus pares de los parlamentos del resto de los países del G20 y el parlamento europeo cuando explicó, el viernes 2 de noviembre de 2018 en Buenos Aires, que el 2019 sería un año muy ocupado, tal como lo demuestran los eventos descriptos anteriormente. Aun así, se comprometió a efectuar las consultas correspondientes y contestar lo más pronto posible.

La influencia de la UIP y el apoyo mayoritario La Unión Inter-Parlamentaria, consciente de la importancia del nuevo ámbito institucional creado con su directa intervención para trabajar en la agenda del G20 desde la perspectiva parlamentaria, trabajó activamente por la continuidad del P20. Tal es así que su propia presidenta, la diputada mexicana Gabriela Cuevas Barrón, había pensado inclusive en la posibilidad de organizarlo en Ginebra o alguna otra ciudad alternativa en caso que Japón no pudiera hacerlo. Todos los parlamentos presentes en la reunión del P20 en Buenos Aires habían prestado su conformidad, tal como quedó reflejado en la declaración final. Las representantes de ambas cámaras de los Países Bajos, siendo un país invitado, habían apoyado especialmente la posibilidad de que Japón organizara el P20 en 2019. La UIP solicitó ayuda informalmente a los distintos parlamentos para colaborar con la dieta nacional de Japón. Desde Argentina me tocó remitir toda la información con la que contaba de los preparativos y resultados del P20 que habíamos organizado en noviembre del año anterior. Lo hice a través de Kazufumi Matsushita, director de la división de conferencias internacionales del departamento de relaciones internacionales de la secretaría de la cámara de los consejeros de Japón, quien había acompañado a la senadora Akiko Santo a Buenos Aires. El 26 de marzo de 2019 recibí de Kazufumi Matsushita la grata noticia de que la cumbre de presidentes de parlamentos del G20 (P20)


187 se llevaría a cabo en Tokio, Japón, el 4 de noviembre, con la aclaración de que “Las especificaciones serán enviadas alrededor de agosto, después de las elecciones aquí en Japón, junto al programa, información general y el formulario para registrarse”. La decisión de la cámara de consejeros de Japón y el trabajo de sus líderes y personal de apoyo deben ser tomados en cuenta como parte de la historia de los parlamentos a nivel mundial. Este libro, de alguna manera, pretende documentarlo.

La organización La organización del P20 Japón 2019 fue impecable. A diferencia de nuestro P20 en Buenos Aires, no hubo foro previo, sólo cumbre, y el número de parlamentarios estuvo limitado al Speaker o a un delegado nombrado en su reemplazo para el caso de los parlamentos unicamerales; y dos, uno por cámara, para los bilaterales. Los Staffers y el personal de apoyo autorizados fueron muy pocos.

Vista del P20 ― Japón 2019.


188 Los líderes parlamentarios Participaron del P20 Japón 2019 delegaciones de parlamentos de diecisiete miembros del G20 más un parlamento invitado y la Unión InterParlamentaria. Once parlamentos miembros de países del G20 estuvieron representados por sus presidentes (Japón, Argentina, Arabia Saudita, Australia, Canadá, Corea, India, Indonesia, México, Sudáfrica y Turquía); cinco por sus vicepresidentes (China, Francia, Italia, Rusia y Unión Europea); y uno solo, los EE.UU., por una autoridad de comisión. El único invitado, el parlamento de los Países Bajos, también estuvo representado por un presidente. Tomados en conjunto, todos los asistentes al P20 Japón 2019, unos veintiséis, se dieron cita 13 presidentes de parlamentos o de alguna de sus cámaras; 10 vicepresidentes; y 3 parlamentarios.


189 Sentados, de izquierda a derecha: 1. Heesang Moon (Corea) 2. George Joseph Furey (Canadá) 3 y 4. Luis Petri y Federico Pinedo (Argentina) 5 y 6. Akiko Santo y Toshio Ogawa (Japón) 7. Gabriela Cuevas Barrón (UIP) 8 y 9. Anthony David Hawthorn Smith y Scott Michael Ryan (Australia) Fila siguiente arriba, izquierda a derecha: 10. Philippe Dallier (Francia) 11. Exiang Wan (China) 12. Puan Maharani (Indonesia) 13. Om Birla (India) 14. Mustafa Sentop (Turquía) 15.Thandi Ruth Modise (Sudáfrica) 16. Laura Angélica Rojas Hernández (México) 17. Jan Anthonie Brujin (Países Bajos) 18. Pedro Silva Pereira (Unión Europea) 19. Abdullah M. Al Sheikh (Arabia Saudita) En la última fila arriba, de izquierda a derecha: 20. Ignazio La Russa (Italia) 21.Ockje Tellegen (Países Bajos) 22. Aleksandr Dmirtievich Zhukov (Rusia) 23. Nancy De la Sierra Arámburo (México) 24. Laetitia Saint-Paul (Francia) 25. Konstantin Kosachev (Rusia) 25. Mark Allan Takano (EE.UU.) 26. María Rosaria Carfagna (Italia)


190

(de izquierda a derecha) 1ª FILA

Ignazio La Russa (Italia) George Jospeh Furey (Canadá) 2ª FILA

Thandi Ruth Modise (Sudáfrica) Pedro Silva Pereira (Unión Europea) 3ª FILA

Anthony David Hawthorn Smith (Australia) Nancy De la Sierra Arámburo (México) 4ª FILA

Mustafa Sentop (Turquía) Heesang Moon (Corea)


191

(de izquierda a derecha) 1ª FILA

Laetitia Saint-Paul (Francia) Puan Maharani (Indonesia) 2ª FILA

Aleksandr Dmirtievich Zhukov (Rusia) Laura Angélica Rojas Hernández 3ª FILA

Gabriela Cuevas Barrón (UIP) Akiko Santo (Japón) 4ª FILA

Toshio Ogawa (Japón) Exiang Wan (China)


192

(de izquierda a derecha) 1ª FILA

Konstantin Kosachev (Rusia) Luis Petri (Argentina) 2ª FILA

Philippe Dallier (Francia) Scott Michael Ryan (Australia) 3ª FILA

Ockje Tellegen (Países Bajos) Jan Anthonie Brujin (Países Bajos) 4ª FILA

Federico Pinedo (Argentina) Abdullah M. Al Sheikh (Arabia Saudita) 5ª FILA

Mark Allan Takano (EEUU) Om Birla (India)


193 El G20 japonés, el marco previo El P20 está íntimamente relacionado al G20. De hecho, se trata de una cumbre parlamentaria “en el contexto”, o “en ocasión” de la cumbre de líderes de estado y de gobierno. Señalaba Masahiro Kawai previo a su realización: “Japón tiene la intención de demostrar su mayor liderazgo en el proceso del G20 sobre la base de sus esfuerzos y contribuciones a las Cumbres del G20 hasta el momento. Esta es la primera vez que Japón celebra la Cumbre del G20 sobre Mercados Financieros y Economía Global, que se celebrará en Osaka del 28 al 29 de junio de 2019”. “Inicialmente, Japón era un miembro reacio del G20, ya que el país le daba máxima prioridad al proceso del G7. De hecho, Japón temía que su voz pudiera verse eclipsada por un grupo más grande de países del G20, como China en el tamaño del PBI nominal, luego de haber pasado de ser la 2ª a la 3ª economía más grande después de Estados Unidos y China en 2010. Sin embargo, a medida que el proceso del G20 se volvió más sólido y permanente como institución global, Japón rápidamente aprendió a trabajar con otros miembros diversos y comenzó a adaptarse a la nueva realidad. Además, Japón ha contribuido de manera proactiva a las reuniones del G20 en los últimos años”. El autor recuerda algunas virtudes que caracterizan a Japón: a) logró el éxito económico y un alto ingreso per cápita, resultando la primera nación industrial de Asia en el período posterior a la Segunda Guerra Mundial; b) abraza el avance tecnológico, la globalización y el multilateralismo como ejes clave de su éxito económico; c) apoya a la democracia, los derechos humanos, el estado de derecho y la economía de mercado, al tiempo que rechaza la política de “mi país primero”, el populismo y el nacionalismo extremo; y d) disfruta de una estabilidad social con un nivel de equidad y confianza relativamente alto, sin haber empeorado la disparidad de ingresos al menos en los últimos 15 años. Desde esta perspectiva, señala Masahiro Kawai, Japón puede proporcionar alguna información útil sobre cómo un país puede promover la digitalización y la globalización mientras mantiene la cohesión social. Sin embargo, el autor también cita desafíos económicos significativos, como: a) datos demográficos adversos, que dan cuenta de la disminución de su población total y en edad laboral y el aumento de la población de edad avanzada debido a las bajas tasas de fertilidad y la longevidad prolongada; b) una baja tasa de crecimiento potencial; y c) altos niveles de deuda del sector público como proporción del PBI. Para abordar estos desafíos cita, por supuesto, a Abenomics, las políticas económicas del primer ministro Shinzo Abe, y uno de sus elementos clave, la Sociedad 5.0, donde el espacio físico y el ciberespacio


194 están perfectamente conectados a través de redes de IT (información y tecnología) y digitalización. En la declaración final del G20 Japón 2019 los líderes acuerdan trabajar juntos para fomentar el crecimiento económico global, “aprovechando el poder de la innovación tecnológica, en particular la digitalización y su aplicación en beneficio de todos” (primer punto del preámbulo). Con respecto a los temas tratados, se incluyen la economía global; el fomento de un crecimiento económico mundial robusto (que asimismo incluye los capítulos de comercio e inversiones; exceso de capacidad; innovación: digitalización, flujo libre de datos con confianza; e inversión en infraestructura de calidad); las finanzas globales; anti-corrupción; la creación de un ciclo virtuoso de crecimiento al abordar las desigualdades (que incluye trabajo y empleo; empoderamiento de la mujer; turismo; y agricultura); y realizar un mundo inclusivo y sostenible (que contiene al desarrollo; la salud global; los problemas y desafíos ambientales mundiales; el cambio climático; la energía; el ambiente; el desplazamiento y la migración).

Otro P20 exitoso Con una metodología similar a la utilizada durante el P20 celebrado en Buenos Aires el año anterior, los referentes de las distintas delegaciones parlamentarias del G20 nos reunimos el día previo a la cumbre, el domingo 3 de noviembre, para negociar los detalles del último borrador de declaración y elevar a los líderes una versión actualizada. Me tocó nuevamente representar a la Argentina. Mediando una excelente coordinación por parte de la embajadora Anda Filip, de la UIP, acompañada por representantes del parlamento anfitrión, se logró un muy buen proyecto final. El lunes 4 de noviembre se llevó a cabo la cumbre de líderes parlamentarios del G20 en el auditorio de la cámara de los consejeros de Japón, el mismo lugar y con la misma distribución de las delegaciones que habíamos utilizado el día anterior. La sesión de apertura estuvo a cargo de: • Akiko Santo, presidenta de la cámara de los consejeros de Japón, la anfitriona • Gabriela Cuevas Barrón, presidenta de la Unión Inter-Parlamentaria • Federico Pinedo, presidente provisional del senado de Argentina


195 1ª Sesión: Promoción de comercio e inversiones libres, abiertas y justas.

• George Joseph Furey, presidente del senado de Canadá • Thandi Ruth Modise, presidenta de la asamblea nacional de Sudáfrica 2ª Sesión: Utilización de tecnología innovadora hacia una sociedad futura centrada en el ser humano.

• Jan Anthonie Bruijin, presidente del senado de Países Bajos • Om Birla, presidente de la cámara del pueblo de India

3ª Sesión: Esfuerzos para la resolución de desafíos globales y el logro de los ODS (el financiamiento para el desarrollo necesita un gobierno transparente y efectivo).

• Puan Maharani, presidenta de la cámara de representantes de Indonesia • Mustafa Şentop, presidente de la gran asamblea nacional de Turquía • Laura Angélica Rojas Hernández, presidenta, cámara de diputados de México

Los mencionados dieron los discursos de apertura de cada panel, pero con posterioridad se abrieron los temas a debate. Cierre. Quedó a cargo de Akiko Santo, anfitriona, quien luego de una deliberación y habiendo oído a todos los presentes dio por adoptado el documento final. 211

El documento final Los líderes parlamentarios comienzan su declaración haciendo notar que el G20 “ha ampliado su agenda para incluir cuestiones globales cruciales como las nuevas tecnologías, la digitalización, las implicaciones macroeconómicas del envejecimiento, la igualdad de género, la seguridad alimentaria, la energía, el cambio climático, la salud, el terrorismo, la migración y la protección de los refugiados, al tiempo que mantiene su enfoque inicial en el crecimiento económico y el desarrollo sostenible” (punto 1 de la declaración). Se reconoce el diálogo plural del G20 con representantes de distintos actores que conforman los grupos de compromiso, incluyendo a los sectores empresario, de los trabajadores, ciencia, juventud, mujeres, entre otros, que han presentado recomendaciones sobre una variedad de temas (punto 2 de la declaración). Se expresa que “Preservar y fortalecer el sistema multilateral, con las Naciones Unidas como núcleo, debe ser una prioridad clave del G20” (punto 3 de la declaración). 211 Ver https://youtu.be/4ºDEyvUtGnc (PGM 43, nuestro programa de diplomacia parlamentaria de DTV, Diputados Televisión).


196 Se pone en valor el rol de los parlamentos. En tal sentido, se señala: “Como representantes de las personas, que desempeñan las funciones básicas de elaboración de leyes, presupuestos y supervisión, los parlamentarios deben contribuir de manera sustancial al proceso del G20. La voz de nuestros parlamentos debe ser escuchada en las reuniones internacionales, como el G20, para ayudar a abordar una brecha democrática persisente en las relaciones internacionales”. Y consecuentemente se insta al G20 “a movilizar la voluntad política para identificar e implementar soluciones duraderas”, aclarándose que “Esto sólo puede hacerse con la plena participación de nuestros parlamentos nacionales” (puntos 4 y 5 de la declaración). Los temas que aborda son: • una profunda preocupación por el estado de la economía global “que sigue profundamente desequilibrada en términos de impacto social, de desarrollo y ambiental”, e incluye en este punto la perspectiva de la economía verde, incluyendo a las economías circulares; inversión en infraestructura; eficiencia energética; producción y consumo responsables; reforma de los mercados de trabajo; políticas para reducir la inequidad; modernos y sostenibles sistemas impositivos; fuertes sistemas para la regulación de las finanzas con el fin de evitar la especulación; y la institucionalización de la contabilidad ambiental. “Sobre todo, las políticas económicas deben ir más allá del producto bruto interno y guiarse por medidas más integrales de progreso y bienestar humano” (punto 6 de la declaración). • Reafirma a los objetivos de desarrollo sostenible (ODS) como hoja de ruta, en particular el ODS16, “el cual reconoce la importancia de instituciones efectivas, incluyendo a los parlamentos, para la realización de los ODS”. “Recordamos que los parlamentos son una parte central del mecanismo estatal que tiene como objetivo garantizar que las políticas públicas se centren constantemente en el bienestar de las personas y tener la capacidad de tomar medidas correctivas cuando sea necesario. Por lo tanto, nos comprometemos a renovar los esfuerzos para hacer que nuestros parlamentos sean cada vez más representativos, abiertos y transparentes, accesibles, responsables y efectivos. También pedimos a los gobiernos y parlamentos que trabajen juntos para mejorar la participación pública en la toma de decisiones a todos los niveles, asegurando así que las políticas públicas satisfagan las necesidades de todas las personas y no dejen a nadie atrás” (puntos 7 y 8 de la declaración). • Reafirma el compromiso de los líderes parlamentarios para continuar combatiendo la corrupción en todas sus formas (punto 9 de la declaración).


197 • Se considera al multilateralismo como la mejor opción para mantener la paz y lograr el desarrollo sostenible (punto 10 de la declaración. Se considera que la OMC debe ser reformada, pero que las discusiones deben acelerarse. “El desarrollo sostenible debe estar en el centro de las negociaciones comerciales multilaterales y los esfuerzos deben dedicarse a los países en desarrollo y menos desarrollados, con un enfoque especial en las preocupaciones e intereses de los agricultores, así como de las micro, pequeñas y medianas empresas como creadoras de empleos y motores de innovación” (punto 11 de la declaración). • Se reconoce la importancia de adoptar políticas fiscales, salariales y de protección social apropiadas. “Este es un desafío que gobiernos y parlamentos deben adoptar juntos con un espíritu de solidaridad y cooperación” (punto 12 de la declaración). • Se considera importante que los parlamentos jueguen un rol en la promoción de un ambiente en el que la ciencia, la tecnología y la innovación puedan hacer contribuciones positivas a la paz, el desarrollo y el bienestar humano (punto 13). Paralelamente se llama la atención sobre los impactos negativos de la digitalización, la robotización, la automatización, la nanotecnología y otras formas de innovación tecnológica sobre los empleos y el bienestar humano (punto 14 de la declaración). • Se aboga por el trabajo decente y redes de seguridad más fuertes para la transición entre antiguos y nuevos empleos, en el marco del ODS8 (punto 15 de la declaración). • Se alienta los líderes del G20 a promover el flujo seguro y ordenado de la información a través de las fronteras y permitir a los usuarios de internet acceder legalmente a información, conocimiento y servicios en línea (punto 16 de la declaración). • Se considera a la infraestructura de calidad como un factor clave para la prosperidad económica, el desarrollo sostenible y el crecimiento inclusivo (punto 17 de la declaración). • Se da la bienvenida al compromiso renovado del G20 para la promoción de la equidad de género en línea con el ODS5 (punto 18 de la declaración). • Se menciona al cambio climático “y la necesidad de abordarlo con urgencia y eficacia”. Se reconoce que “nuestros parlamentos, en particular, tienen una responsabilidad importante de cambiar el rumbo y para eso debemos tomar medidas decididas” (punto 19 de la declaración). • Se da la bienvenida al foco puesto por el G20 en la lucha contra la polución marina, particularmente la basura plástica marina (punto 20 de la declaración). • Se aborda lo relativo a las sustanciales inequidades que persisten en el acceso a la salud dentro y entre países. Se recuerda la adopción ese mismo año por parte de las Naciones Unidas y de la UIP de una declaración política y una resolución,


198 respectivamente, sobre cobertura universal de la salud (UHC), que asimismo incluye acceso universal a la atención de la salud reproductiva, y el compromiso para su efectiva implementación (punto 21 de la declaración). • Se da la bienvenida al compromiso del G20 para seguir dialogando sobre las distintas dimensiones asociadas a los desplazamientos y la migración (punto 22 de la declaración). • Se reafirma el apoyo profundo al combate contra el extremismo, la xenofobia y el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones (punto 23 de la declaración). “Somos plenamente conscientes de papel esencial de los parlamentos a este respecto e instamos al G20 a establecer esfuerzos conjuntos para combatir estas amenazas”.

Apelación a una mejor gestión parlamentaria y a una mayor cooperación Los líderes del P20 no sólo reflexionaron sobre los desafíos globales desde la perspectiva parlamentaria, también apelaron en distintos pasajes de su declaración a la necesidad de mejorar la gestión legislativa, lo cual me parece sumamente loable y necesario, sobre todo, atendiendo a los bajos niveles de confianza que registran la mayoría de los parlamentos del mundo y a lograr mayor eficiencia y eficacia. En tal sentido, expresaron: “Con el fin de capturar con precisión las cuestiones políticas recientemente emergentes en un contexto de profundización de la interdependencia internacional y el rápido cambio social, lograr el equilibrio adecuado entre la protección de los derechos e intereses de las personas y los desarrollos económicos, sociales, científicos, tecnológicos y de otro tipo, y crear marcos legales, nosotros, parlamentarios, nos comprometemos a ampliar nuestros esfuerzos para mejorar aún más la capacidad de relevamiento e investigación de los parlamentos. Instamos a la UIP a proporcionar a los parlamentarios del mundo la experiencia necesaria para abordar problemas emergentes y la oportunidad para que diferentes países compartan experiencias”. Luis Petri, vicepresidente 2º de la cámara de diputados de Argentina, señaló en oportunidad de intervenir en los debates lo siguiente: “Tal como se propicia en la propuesta de declaración, si realmente queremos influir en las decisiones a nivel global y en nuestras respectivas sociedades, resulta imperativo que nuestros parlamentos sean creíbles, transparentes, accesibles, abiertos, cercanos a la gente, focalizados, responsables y efectivos; y nuestras decisiones se basen en evidencia”. “Todos los aquí presentes, representantes de los países del G20 e invitados especiales, reconocemos que nuestras instituciones deben contribuir sustancialmente al G20. Esa contribución, además de imperativa para la


199 aprobación de los acuerdos y su implementación en cada una de nuestras comunidades, imprime mayor legitimidad a las decisiones del G20 y garantiza su integridad y transparencia … En la declaración que proyectamos nos comprometemos a mejorar nuestros servicios de investigación parlamentaria e instamos a la UIP a ayudarnos a compartir experiencias en tal sentido. Propongo pasar de las palabras a los hechos, y una vez aprobada la declaración conjunta analizar junto a la UIP la posibilidad de crear grupos de trabajo integrados por parlamentarios y personal experto de los parlamentos del G20 e invitados especiales a esos fines. En Argentina en los últimos años hemos recibido apoyo significativo de parlamentos del G20 que están contribuyendo a la mejora de nuestros servicios de investigación. Por ejemplo, el Bundestag de Alemania; el Servicio de Investigación del Congreso de los Estados Unidos de América; el Centro de Estudios Gilberto Bosques de los Estados Unidos de México; y la Oficina Parlamentaria de Ciencia y Tecnología, más conocida como POST, del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte. En definitiva, propiciamos impulsar trabajos de investigación parlamentaria compartidos sobre desafíos globales tales como la prevención del uso de las nuevas tecnologías por parte de las organizaciones criminales o terroristas, al tiempo que se garanticen los derechos y garantías de los ciudadanos en materia de privacidad y derechos humanos … En el mismo sentido, si bien se tratará en el panel siguiente, proponemos que los parlamentos del G20 e invitados especiales compartamos experiencias y trabajemos juntos en la producción de legislación adecuada para alcanzar los 17 Objetivos de Desarrollo Sostenible, haciendo honor al ODS 16 que reconoce en nosotros el rol vital en asegurar esos objetivos de cara al año 2030”. En agosto de 2013, en vista del creciente interés manifestado por parlamentos de distintos países del mundo, la Unión Inter-Parlamentaria creó conjuntamente con la IFLA un Grupo de Trabajo para que elaborara las directrices para el establecimiento de este tipo de servicios. El entonces y actual secretario general de la UIP, Martín Chungong, expresó sobre los SPCT: “Disponer de un servicio de investigación parlamentaria bien dotado de recursos es un componente fundamental para la eficacia de los parlamentos. Los servicios de investigación parlamentaria tienen un incalculable valor como fuente de análisis independiente, neutral y no partidista. Ofrecen un espacio seguro en el que los parlamentarios de todos los partidos políticos pueden formular preguntas y obtener respuestas dignas de confianza. Contribuyen a la autonomía del parlamento al proporcionar una evaluación realista de las perspectivas presentadas por la rama ejecutiva del gobierno, los grupos de presión y los medios de comunicación. Sus análisis sirven de base para la labor legislativa y de supervisión del parlamento y ofrecen a los parlamentarios la información que necesitan para hacer bien su trabajo” (Prólogo a las “Directrices para los servicios de investigación parlamentaria”, publicadas en 2015). Años más tarde encaramos con el diputado nacional José Luis Patiño, por entonces secretario de la comisión de ciencia, tecnología e innovación productiva de la cámara de diputados de Argentina, la mejora de estos servicios.


200 En 2017 recibimos en el congreso junto a otras autoridades parlamentarias argentinas a la Dra. Lydia Harriss, asesora científica a cargo de ciencias físicas y TIC (tecnologías de la información y de las comunicaciones) del POST, oportunidad en la que se exploró la posibilidad de organizar actividades de cooperación e intercambio recíproco. El programa de asistencia técnica llegó en 2019, oportunidad en la que el parlamento británico, a través del POST, transfirió al congreso argentino su metodología para el asesoramiento y producción de material científico-técnico especialmente diseñado para el ámbito legislativo.

En la foto Lydia Harriss (UK POST) en el centro, acompañada del Embajador británico Mark Kent y sus referentes del área de ciencia y tecnología, junto a los diputados nacionales Patricia Giménez, por entonces vicepresidenta de la Cámara, José Luis Patiño y Marcelo Wechsler. También nos acompañó el entonces Secretario Parlamentario, Eugenio Inchausti.

En la primera etapa se nos capacitó en la producción de las denominadas POSTNotes, resúmenes de apenas cuatro páginas, accesibles, equilibrados, objetivos e imparciales sobre un asunto específico, producidos por esa oficina, destinados a sus parlamentarios. Si bien de rápida lectura, su proceso de construcción, dividido en varias etapas, resulta bastante complejo. Incluye las etapas de investigación, entrevistas, revisiones internas, revisiones externas, firma y publicación. Además de mi oficina y la de José Luis Patiño, líderes del programa, participaron de la capacitación autoridades y agentes de las áreas de información parlamentaria, biblioteca, del instituto de capacitación parlamentaria (ICAP), de la dirección médica, y del círculo de legisladores de la nación argentina (CLNA). La UK POST forma parte de EPTA, European Parliamentary Technology Assessment 212, una asociación de instituciones que asesoran 212  https://eptanetwork.org


201 a los parlamentos sobre el posible impacto social, económico y ambiental de las nuevas ciencias y tecnologías con el objetivo común de proporcionar informes imparciales y de alta calidad. Su principal objetivo es, justamente, institucionalizar las evaluaciones científicas y tecnológicas como parte integral de los procesos de toma de decisiones parlamentarias en Europa, así como fortalecer los vínculos entre las unidades de asistencia técnica europea.

Laboratorio en Buenos Aires donde se llevaron a cabo la mayoría de las sesiones de trabajo. Participaron agentes de distintas reparticiones, incluyendo a la biblioteca, información parlamentaria, ICAP (capacitación), la dirección médica, diplomacia parlamentaria y la oficina de asesoría en ciencia y tecnología.

Finalizada esta primera etapa, los días 27 y 28 de junio de 2019 se llevó a cabo la tercera versión del Foro Parlamentario de Diplomacia Parlamentaria y Relaciones Internacionales que venía organizando mi oficina junto a la Fundación Hanns Seidel desde el 2017, focalizado justamente en “La investigación al servicio de los parlamentos”. Participaron referentes de parlamentos de América Latina y el Caribe y expertos en servicios de investigación del Bundestag de Alemania (Dr. Guido M. Heinen), el centro Gilberto Bosques del senado de México (Dra. Adriana González Carrillo), y el propio POST del Reino Unido (Dra. Sarah Foxen). En su última fase se sometieron cuatro temas del G20 Japón 2019 para producir los primeros informes propios que, para ser válidos, requerían de la aprobación del POST desde el punto de vista de la aplicación del know how transferido, no así de su contenido. 213 En consulta con el presidente de la cámara, los temas seleccionados fueron: 1) envejecimiento e inclusión financiera; 2) basura plástica marina; 3) criptoactivos; y 4) ciberseguridad y ciberdefensa, este último, 213  Ver los programas 26: https://youtu.be/v6GhrPhXWhU; 31: https://www.youtube.com/watch?v=WdKN_hmOBUc; y 37: https://youtu.be/WdKN_hmOBUc de DTV, Diputados Televisión.


202 el único aprobado formalmente por el POST, coordinado y liderado por Gabriela Commatteo, en el que participé como investigador más allá de mi rol de liderazgo general del programa. 214

A diferencia del modelo británico, que se nutre de estudiantes avanzados de Ph.D. (doctorado) para llevar adelante las entrevistas, en esta primera experiencia argentina se utilizaron agentes de la propia casa pertenecientes a las áreas mencionadas anteriormente, profesionales con antecedentes en los campos académico y/o de investigación. Las personas responsables por parte del POST, y que como tales viajaron a la Argentina, fueron dos extraordinarias profesionales, Sarah Foxen, Knowledge Exchange Lead, y Rowena Bermingham, Social Sciences Adviser, quienes nos brindaron una ayuda invaluable. 215 Como resultado el diputado Luis Petri, representante de la cámara baja ante el P20 Japón 2019, expuso sobre ciberseguridad en la cumbre de líderes parlamentarios de Tokio basado en los resultados arrojados por esa investigación. Señala Patiño que “La ciencia y la tecnología atraviesan todos los campos de la política, por lo que cada vez es más necesario, en el debate parlamentario, contar con información objetiva y de calidad basada en evidencia científica … En nuestro país, en un contexto de reducción de estructuras del Estado, esta información basada en evidencia científica puede obtenerse de manera eficiente estableciendo vínculos con universidades, 214  Se consultaron a expertos argentinos y a extranjeros como Max Abrahms (EE.UU.) y Emma McClarkin (Parlamento Europeo). Ver el informe en: https://www.b1nary0.com.ar/wp-content/uploads/2019/12/Ciberterrorismo-y-ciberseguridad-informe-parlamentario.pdf 215 https://www.diputados.gob.ar/prensa/noticias/noticias-podio/noticias_1132.html


203 institutos y otros organismos del Sistema Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación Productiva. También puede lograrse a través de la diplomacia científica y el monitoreo permanente del conocimiento generado en la comunidad científica y tecnológica internacional”. 216 Los resultados del programa fueron presentados ante la comunidad científica argentina en el Centro Cultural de la Ciencia.217 El congreso argentino tiene una extraordinaria oportunidad para incorporar a la ciencia y a la tecnología en forma sistemática al proceso de elaboración de las leyes. Esperemos que pueda aprovecharse. 218 Salón de Honor de la cámara de diputados de Argentina. Cierre del programa. En la foto, en el centro, sentadas, las dos expertas británicas, Sarah Foxen y Rowena Bermingham. Detrás, parados, José Luis Patiño y Juan de Dios Cincunegui. A ambos lados los referentes de cada uno de los grupos de investigación, acompañados por Lara Manóvil, de la embajada británica en Argentina. Entre otros Elisa Yamila Maradey, Mara Vanina Toufeksian, y Gustavo Mariluz (Ciencias Sociales); Gabriela Commatteo y Gustavo Maldonado (Ciencias Jurídicas); Luciana Elías (Ciencias Políticas); Marcelo Halac (Ciencias Médicas); Javier Moneta (Contabilidad), y Ricardo Samuel Reisin (Administración Pública).

216 “Hacia leyes basadas en evidencia científica”, Opinión, Telam, noviembre de 2018. 217 https://www.argentina.gob.ar/noticias/jornada-de-asesoramiento-cientifico-en-el-desarrollo-de-politicas-publicas 218 A principios de 2020 tanto el diputado José Luis Patiño como la senadora Lucila Crexell presentaron sendos proyectos de ley en ambas cámaras para la creación de la OCTIC, Oficina de Ciencia, Tecnología e Innovación del Congreso argentino.


204

Westminster. Parlamento Británico. De izquierda a derecha: Sarah Foxen, Mariana Plaza (Sección Política de la embajada argentina en Londres), Rowena Bermingham, Juan de Dios Cincunegui, Grant Hill-Cawthorne (Jefe de POST) y Lydia Harriss, el 29 de julio de 2019.


Dream team vs. resto del mundo

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

205

El interés de los países miembros del G20 en las reuniones parlamentarias ha sido dispar, con baja presencia de algunos países del G7 en contraste con una activa participación del resto, excepto Australia. 219 De las seis reuniones celebradas hasta la fecha, Canadá ha sido el país del G7 y del G20 cuyo parlamento registra mayor compromiso. No sólo el Senado canadiense fue vanguardista al crear la primera reunión parlamentaria del G20, sino, además, los presidentes de alguna de sus cámaras participaron en cinco de seis reuniones. La única vez que Canadá no estuvo representada por un Speaker fue en 2018 en Buenos Aires, oportunidad en la que enviaron como delegada a la senadora Patricia Bovey. Francia, Italia y Japón participaron en cinco de seis reuniones parlamentarias del G20. Faltaron Francia y Japón a Riad e Italia a ciudad de México. Francia participó con vicepresidentes en cuatro oportunidades, la quinta, en ciudad de México, a través de un parlamentario. Italia estuvo representada por vicepresidentes en las cinco reuniones en las que participó. Japón participó con vicepresidentes en Ottawa y Seúl, y con parlamentarios en ciudad de México y Buenos Aires. Por supuesto en Tokio en 2019 la dieta de Japón estuvo representada por Akiko Santo, la presidenta de la cámara de los consejeros, como anfitriona.

219  “La participación varía de un país a otro, con la tendencia general de que los BRICS y las economías emergentes muestran un mayor interés y compromiso.” “The Group of Twenty (20), Setting the Global Agenda” de enero de 2015, publicación del parlamento europeo.


206 Reino Unido, por su parte, participó de cuatro de seis reuniones del G20 parlamentario, estando ausente en Riad y en Tokio. Con excepción de ciudad de México, donde participó con la presidenta de la cámara de los comunes, en el resto participó representada por legisladores (Ottawa, Seúl y Buenos Aires). Hasta acá los parlamentos del G7 más participativos y con mayor representatividad han sido Canadá, número uno; Francia e Italia en la misma situación; y Japón y Reino Unido como intermedios. Canadá y Japón, al momento, son los únicos parlamentos del G7 que oficiaron de anfitriones. Los dos países restantes, Alemania y los EE.UU., son los países que menor performance y compromiso han demostrado con el G20 parlamentario. Alemania no participó nunca, si bien es cierto que en 2018, en Buenos Aires, el diputado Till Mansmann participó del foro previo a la cumbre de presidentes de parlamentos del G20, cuya silla quedó vacía. Una carta dirigida por el presidente del Bundestag, Dr. Wolfgang Schäuble220, a Emilio Monzó, presidente de la cámara de diputados de Argentina, el 5 de julio de 2018, explica el porqué: “Agradezco el hecho de que el Foro Parlamentario de la UIP en particular brindará una oportunidad para que los parlamentarios entablen un diálogo y aborden los temas que se debaten en la Cumbre de Líderes del G20. Al mismo tiempo, sin embargo, no creo que sea necesaria una reunión adicional de los Presidentes del G20 para respaldar este proceso, especialmente porque, en mi opinión, ya existen formatos institucionalizados a nivel de los parlamentarios que proporcionan un marco adecuado para el diálogo parlamentario sobre cuestiones que incluyen desafíos globales”. 221 Los EE.UU. participaron sólo en dos oportunidades con congresistas, en Seúl en 2011 y en Tokio en 2019, si bien enviaron a sus embajadores en Ottawa en 2010 y en Buenos Aires en 2018. Más adelante analizamos en detalle este caso.

220  Líder de la unión demócrata cristiana (CDU), fue ministro federal de finanzas de Alemania entre 2009 y 2017, durante el gobierno de Angela Merkel. Previamente fue ministro federal del interior de Merkel y de Helmut Kohl, con quien también fue ministro federal de asuntos especiales y jefe de la cancillería. En 2012 recibió el premio Carlomagno por su contribución al fortalecimiento y estabilización de la Unión Europea. 221  La carta fue un balde de agua fría para nosotros como organizadores del P20 Argentina 2018, sobre todo porque veníamos de dos años de trabajo conjunto con el Bundestag a través de la fundación Hanns Seidel en el Foro de Diplomacia Parlamentaria y Relaciones Internacionales, lo que nos permitió contar en Buenos Aires en varias oportunidades con el Dr. Ulrich Schöler, ex secretario general adjunto y director general para investigaciones y relaciones exteriores del parlamento alemán, un entusiasta académico, profesional experto, y con una valiosísima experiencia práctica en la arena parlamentaria, toda vez que fue, además, una de las autoridades de la ASGP, la Asociación de Secretarios Generales de Parlamentos, un organismo técnico de la UIP.


207 Veamos el mapa de la participación de los parlamentos G7 en el G20 parlamentario:

P: presidente, VP: vicepresidente; MP: parlamentario; A: embajador En rojo los países que han auspiciado reuniones parlamentarias del G20.

Jorge Arguello distingue dos grupos de países dentro del G20: los hacedores de las reglas (rule-makers), el G7; y el resto, que se limitan a seguirlas (rule-takers). 222 Es muy posible que esto suceda en alguna medida con los miembros del G20, pero en el ámbito parlamentario la situación parece ser muy diferente. Los parlamentos miembros del G7 cuentan, al igual que el G7 de gobiernos, con su propia cumbre, que ya lleva diecisiete encuentros consecutivos, frente a seis del G20. En estas cumbres la participación de los parlamentos del G7 es sagrada, incluyendo a Alemania y a los EE.UU. Según lo describe el propio Bundestag, el objetivo de la reunión de presidentes de parlamentos del G7 tiene por objetivo “promover un intercambio de experiencias, opiniones e información, principalmente sobre asuntos parlamentarios, como el papel de los parlamentos y la organización de funciones parlamentarias en un mundo que cambia rápidamente”. Sus miembros son: “Los presidentes de los parlamentos nacionales, o sus representantes, de Canadá, Francia, Alemania, Italia, Japón, Reino Unido y los Estados Unidos de América”. También invitan al parlamento europeo. La frecuencia de las reuniones: “Anualmente, siempre después de la Cumbre del G7”. 223 En 2019, por ejemplo, los presidentes de los parlamentos del G7 se reunieron en Brest, Francia, los días 5 al 7 de septiembre y emitieron una declaración en la que expresan: “Reafirmamos el papel central que desempeñan los parlamentos en la vida democrática. Los parlamentos, que son las asambleas que reúnen a todos los componentes de la sociedad, son las instituciones clave de la democracia; representan la expresión de las personas en sus roles de legislación y supervisión”.

222  http://revistaencuentro.org/2017/12/22/g20-que-hara-la-argentina/ 223  https://www.bundestag.de/en/europe/international/interparl_orga/ppk/g7-ppk-245936


208 A ello agregan: “Los parlamentos tienen un papel vital que desempeñar para contribuir al éxito de las políticas ambientales. Al elaborar y aprobar legislación, al aprobar los presupuestos nacionales y al hacer que los gobiernos rindan cuentas, los parlamentos son un elemento clave en el compromiso de los estados con el medio ambiente. Por lo tanto, nos comprometemos a llevar a cabo nuestras responsabilidades, con la mayor energía, para avanzar en las prerrogativas de nuestros parlamentos para proteger mejor nuestros océanos”. “Deseamos que los contactos entre los parlamentos conduzcan a mantener un alto nivel de movilización en relación con el medio ambiente, a plantear periódicamente cuestiones relacionadas con la protección de los océanos y la difusión de buenas prácticas. Estamos convencidos de que nuestros parlamentos pueden desempeñar un papel fundamental en la lucha contra el cambio climático y en la protección de los océanos”. Finalmente, agregan: “También prestaremos especial atención a las negociaciones sobre la gobernanza de los océanos y específicamente a las de las Naciones Unidas sobre la elaboración de un instrumento internacional jurídicamente vinculante en el marco de la Convención de las Naciones Unidas sobre el Derecho del Mar”. “Subrayamos el papel decisivo de la investigación científica y de la innovación en la preservación de los océanos. Estos son esenciales para mejorar nuestro conocimiento del estado ecológico de los océanos, aumentar la conciencia, iluminar las decisiones políticas y fomentar el desarrollo y el uso de tecnologías que conduzcan a la gestión sostenible de los océanos”. Como se observa, los líderes parlamentarios del G7 eligieron un solo tema para tratar durante su cumbre, coincidente con uno de los temas de la agenda del P20 Japón 2019, cuya declaración final expresa: “Acogemos con beneplácito el enfoque puesto por el G20 en medidas contra la contaminación marina, particularmente la basura plástica marina. Acogemos con beneplácito la Ósaka Blue Ocean Vision´, que se compartió en el G20 y tiene como objetivo reducir a cero la contaminación adicional causada por la basura plástica marina en 2050. Reconocemos que los parlamentos tienen un papel clave en la promoción de políticas para realizarla. La acción efectiva también requerirá apoyo técnico y humano para los países en desarrollo” (punto 20). Participaron de la reunión del G7 parlamentario entre el 2018 y 2019, mientras se organizaron los P20 de Buenos Aires, Argentina y Tokio, Japón:


209

Las diferencias con las reuniones del P20 parlamentario son las siguientes: A.

B.

C.

D.

E.

las reuniones de presidentes de parlamentos del G7 se organizan como parte de la agenda de reuniones del país anfitrión del G7, en el caso Canadá y Francia, a diferencia del P20, desvinculado del G20; en 2018 y 2019 participaron del G7 parlamentario todos sus miembros sin excepción (la UE no cuenta porque no es miembro del G7), a diferencia de los P20, en los que, por ejemplo, Alemania nunca participó; los parlamentos del G7 están representados, en general, por sus presidentes; cinco de siete presidentes en 2018 y seis de siete presidentes en 2019; muy difícilmente se repita la participación de los representantes de parlamentos del G7 en sus reuniones anuales del P20 (sólo Carole Bureau-Bonnard participó en 2018 en las reuniones del G7 parlamentario en Halifax el 6 de septiembre y del P20 en Buenos Aires el 1 y 2 de noviembre); la agenda de las reuniones parlamentarias del G7 y del G20 difiere. Ya hemos visto que para el 2019 el tema elegido por el G7 fue la protección de los océanos. En 2018 fue “supervisión


210

F.

parlamentaria y seguridad nacional”. Más arriba describimos una agenda de las reuniones del P20 mucho más amplia. Desde 2018 la UIP participa oficialmente en las reuniones del P20, a diferencia de las reuniones del G7 parlamentario.

Frente a esta sólida articulación, se desconocen experiencias de diálogo y consenso similares de los parlamentos de los países del G20 extra G7. Analicemos la participación de estos últimos: (cuadro pg.213) El país cuyo parlamento ha participado más activamente de los extra G7 del G20 es Arabia Saudita, siempre representado por el presidente de la Shura. Además, en 2012 auspició la 3ª Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 y en 2020, en principio, le volvería a corresponder el rol de anfitrión. Corea y Turquía participaron también de todas las reuniones, ambos países en cinco oportunidades con los presidentes de sus respectivas asambleas nacionales. Corea, además, ofició de anfitrión en 2011. Argentina registra presencia en cuatro oportunidades con alguno de los presidentes de sus cámaras parlamentarias, habiendo sido anfitrión en 2018. Sin embargo, en 2010 no tuvo representación parlamentaria. Brasil, India e Indonesia participaron en tres reuniones parlamentarias del G20 con sus presidentes, destacándose Indonesia por haber participado de las seis reuniones. Brasil e India en cambio faltaron a una reunión, en 2019 y 2013 respectivamente.

Reunión de presidentes de parlamentos del G7 en Brest, Francia, en 2019. De izquierda a derecha: Bruce Stanton (Canadá), Mairead McGuinnes (Unión Europea), Wolfgang Schäuble (Alemania), Nancy Pelosi (EE.UU.), Richard Ferrand (Francia), Roberto Fico (Italia) y John Bercow (Reino Unido).


211 China y Rusia participaron también de las seis reuniones, la primera siempre con vicepresidentes, lo mismo que la segunda, con excepción del año 2011 que participó con un presidente. México, como Argentina, tuvo presencia parlamentaria en cinco de las seis reuniones, toda vez que no se computa la participación de sus embajadores. En tres oportunidades con los presidentes de alguna de sus cámaras (2011, 2013 y 2019) y una vez con un vicepresidente (2010), habiendo oficiando de anfitrión en 2013. Australia, por último, sólo participó de la última reunión celebrada en Tokio, Japón, en 2019, con los presidentes de ambas cámaras. Evidentemente la cercanía constituyó un aliciente.

P: presidente, VP: vicepresidente; MP: parlamentario; A: embajador En rojo los países que han auspiciado reuniones parlamentarias del G20.

En relación a la Unión Europea, que ha estado presente en las seis reuniones, siempre con vicepresidentes, debe reconocérsele su apoyo explícito al G20 parlamentario. Participa esporádicamente como invitado a las reuniones del G7 parlamentario. De los nueve parlamentos extra G7 sólo los BRICS (Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica) registran reuniones parlamentarias, inauguradas el 8 de junio de 2015 en Moscú. 224 224  Participaron Renan Calheiros y Eduardo Cunha, presidentes de las cámaras alta y baja de la República Federativa de Brasil respectivamente; Valentina Ivánovna Matviyenko y Serguéi Naryshkin,


212 Australia -que comparte su membresía al Commonwealth con Canadá y Reino Unido- es junto a Alemania y los EE.UU. uno de los países con menor participación en las reuniones parlamentarias del G20 (participó únicamente en la última en 2019). Los parlamentos de los países menos organizados entre sí en términos geopolíticos parecen ser los tres latinoamericanos: Brasil225, México226 y Argentina, que no cuentan con un ámbito formal para coordinar políticas y posiciones en asuntos G20. 227 Arabia Saudita, Corea e Indonesia tienen sus propias relaciones interparlamentarias bilaterales y multilaterales, pero carecen de ámbitos consolidados como el G7 y las reuniones de los BRICS. En conjunto, los países extra G7 del G20 no cuentan con un ámbito de coordinación que los incluya a todos. Los invitados especiales generalmente han correspondido a países europeos, como los Reinos de España y Países Bajos, y muy eventualmente a parlamentos de países del resto del mundo.

El Gran Ausente Los EE.UU., la primera potencia del mundo, creador del sistema internacional vigente, no sólo no participa activamente de las reuniones de presidentes de parlamentos del G20 sino, además, es el gran ausente en la arena parlamentaria internacional. La Unión Inter-Parlamentaria, tal como hemos visto al comienzo de esta publicación, se creó en 1889, constituyéndose en el primer foro político multilateral permanente a nivel mundial. EE.UU. participó de las primeras reuniones, pero se unió formalmente cuando así lo decidieron ambas cámaras del congreso el 28 de junio de 1935 (49 Stat. 425). 228 presidentes de las cámaras alta y baja del parlamento ruso respectivamente; Soloman Tsenoli, presidente de la Comisión Permanente de Asuntos Exteriores del parlamento indio; Dejiang Zhang, presidente del comité permanente del congreso nacional del pueblo de China; y Thandi Modise, por entonces vicepresidenta de la asamblea nacional de Sudáfrica. 225  Si bien Brasil y Argentina cuentan con Parlasur, el parlamento del MERCOSUR, el ámbito no se utiliza a dichos fines. Entre otras diferencias, Brasil está representado en Parlasur por legisladores nacionales, es decir, en forma indirecta, mientras Argentina desde 2015 habilitó la representación directa, es decir, legisladores de ese parlamento regional elegidos por votación directa. Tampoco están muy aceitadas las relaciones entre los parlamentos nacionales de ambos países. 226  México y Argentina cuentan con comisiones bicamerales interparlamentarias, creadas por acuerdo del 30 de junio de 2007 posteriormente ratificado por leyes en ambos países. Me tocó organizar y participar de las reuniones interparlamentarias celebradas en Ciudad de México en 2017 y 2019 y en Buenos Aires en 2018. Si bien en 2018 y 2019 el tema P20 fue mencionado por las delegaciones, no llegó a estructurarse un sistema de trabajo que permita una coordinación efectiva. 227  Desde la cámara de diputados de Argentina impulsamos un foro de diplomacia parlamentaria conjuntamente con la Fundación Hanns Seidel de Alemania que ya lleva tres ediciones, destinado al intercambio de buenas prácticas entre las oficinas de diplomacia parlamentaria de los parlamentos de la región, en el entendimiento que para una buena articulación interparlamentaria se requiere contar con canales eficientes y eficaces de coordinación a nivel técnico-institucional. 228  74th US Congress, Session 1, Chapter 322. Se asignaron US$10.000 para financiar la participación del “grupo americano” en la UIP, estableciéndose la obligatoriedad de presentar al congreso un informe cada año, incluyendo el reporte sobre la ejecución de esos gastos.


213 Con el tiempo, la participación del congreso de los EE.UU. en las actividades de la UIP fue disminuyendo. En julio de 1997 los secretarios de ambas cámaras (denominados “Clerks”) solicitaron reducir el aporte financiero anual -que por entonces era de casi US$1M (un millón de dólares), el 15% del presupuesto anual del organismo- a la mitad. El 21 de octubre de 1998 el 105º Congreso de los EE.UU. sancionó la Ley 105-227, Sección 2503 229, limitando los aportes, lo que derivaría en el abandono de la membresía unos años después. Se pregunta Zlatko Šabič 230, “¿Cuánto sabemos sobre el papel del Congreso de los Estados Unidos en diplomacia parlamentaria? Posiblemente poco. A diferencia de otros parlamentos nacionales de países comparativamente grandes y poderosos, el Congreso de los Estados Unidos parece ser muy selectivo al establecer una cooperación a largo plazo con otros parlamentos nacionales o IPI.231 Hasta ahora, los miembros del Congreso han institucionalizado la cooperación internacional con parlamentos de sólo cinco países: Canadá, México, la Federación Rusa, el Reino Unido y China. La presencia del Congreso en IPI es aún más modesta. Los miembros del Congreso se reúnen regularmente con miembros del Parlamento Europeo. Participan regularmente en la Asamblea Parlamentaria de la OTAN y en la Asamblea Parlamentaria de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE)”. 232 Y continúa expresando: “Dado un historial tan modesto de actividades interparlamentarias en las que participa el Congreso, puede sorprender que la historia de la participación del Congreso en los asuntos interparlamentarios sea realmente larga, comenzando con la creación de la UIP en 1889 233. Justin R. Whiting, un representante demócrata de Michigan, asistió a su primera reunión. Otro miembro estadounidense del Congreso, un representante republicano de Missouri, Richard Bartholdt, fue un importante defensor de la presencia de los Estados Unidos en la UIP. Argumentó que, como potencia mundial en ascenso, Estados Unidos debía participar activamente en asuntos de paz y seguridad a todos los niveles, incluido el nivel parlamentario. Él creía que la UIP era el lugar adecuado para que los Estados Unidos y su Congreso fortalecieran la presencia internacional del país. Originalmente, los pensamientos de Bartholdt encontraron simpatía y un enorme interés en los Estados Unidos, como lo demostró claramente la 229  112 STAT. 2681-837, Sección 2503 que establece lo siguiente: (a) Límite a la UIP: “A menos que el Secretario de Estado certifique ante el Congreso de los EE.UU. que se destinarán no más de US$500.000 para su contribución anual a la Oficina de la Unión Interparlamentaria durante el año fiscal 1999, con vigencia en Octubre 1º de 1999, la autorización a los EE.UU. para participar en la Oficina terminará de acuerdo a la subsección (d)”, que contempla la derogación de la autorización original ya citada (Section 101(a) de la Ley de Apropiaciones de 1988, Public Law 100-202). 230 “Parliamentary Diplomacy and the US Congress. The Case of the NATO Parliamentary Assembly”, en “Parliamentary Diplomacy in European and Global Governance”. Serie: Diplomatic Studies, Volumen 13. E-Book, Harback. Febrero, 2017. 231 International Parliamentary Institutions. 232  El autor cita a Matthew Eric Glassman, “Congressional Membership and Appointment Authority to Advisory Commissions, Boards, and Groups” (Washington, D.C.: Congressional Research Service, 2015). 233  Yefime Zarjevski, “The People Have the floor: A History of the Inter-Parliamentary Union”, Aldershot: Dartmouth, 1989, citada por Šabič.


214 reunión de la UIP en St. Louis, Missouri, en 1904. 234 Más tarde, sin embargo, el entusiasmo y el interés en la UIP disminuyeron gradualmente. Esto se debió en parte a la resistencia en el Congreso, principalmente entre las filas republicanas, que apenas mostraron tolerancia hacia cualquier ´anti-americanismo´ exhibido en las reuniones de la UIP 235, a pesar de que algunos miembros republicanos del Congreso intentaron persuadir a sus colegas y funcionarios gubernamentales de que la UIP era un lugar perfecto para conducir relaciones parlamentarias”. En 2005 Theodore Bromund, un investigador de The Heritage Foundation, escribió porqué desde su punto de vista los Estados Unidos no debían formar parte de la Unión Inter-Parlamentaria. 236 Si bien señala que “La UIP fue una manifestación del internacionalismo liberal de finales del siglo XIX”, concluye, “… hoy no se parece a la organización fundada por Passy y Cremer. Es un triste recordatorio de cómo las instituciones creadas por los internacionalistas liberales han sido capturadas y pervertidas por las autocracias y los activistas contra la soberanía”. Para Bromund, la UIP “no tiene estándares de membresía y, por lo tanto, está dominado por regímenes represivos o iliberales; no sirve para ningún propósito serio, pero al proporcionar a estos regímenes un foro reconocido mejora la percepción de que son legítimos y responsables; es un defensor activo de medidas que limitarían la soberanía de las democracias y restringirían su libertad de expresión”. Por esos motivos recomienda: “Estados Unidos no es ahora, y no debería ser en el futuro un miembro de la UIP”. Su descripción de la UIP moderna es lapidaria, si bien su análisis está ubicado temporalmente hace casi veinte años atrás. Expresa Bromund, “Lamentablemente, la UIP no tiene relación con la organización fundada en 1888: no tiene estándares para la membresía, y como tal, proporciona legitimidad simbólica a muchas de las peores dictaduras del mundo. Freedom House, ampliamente respetada, clasifica anualmente la libertad política y económica de todas las naciones del mundo. De sus ´Lo peor de lo peor´, cuatro –Libia, Corea del Norte, Somalia y Sudán- son miembros de la UIP.237 También lo son las dictaduras o autocracias como Bielorrusia, Cuba, Irán, Laos, Omán, Arabia Saudita, Siria, Túnez, Vietnam y Zimbabue. Otros miembros de la UIP profundamente iliberales incluyen a Angola, Burundi, el Congo, la República Democrática del Congo, Sierra Leona, Togo, Ucrania y Venezuela”. 238 234  Hayne Davis, “Among the World´s Peacemakers: An Epitome of the Inter-Parliamentary Union: with Sketches of Eminent Members of this International House of Representatives and of Progressive People who are Promoting the Plan for Permanent Peace with this Union of Lawmakers Has Espoused”. New York: The Progressive Publishing Co., 1907, pág. 24, citado por Šabič. 235  Šabič cita como ejemplo cuando la Administración Reagan se opuso firmemente a que los miembros del congreso asistieran a una reunión de la UIP en La Habana en 1981 (“No Support for US Group: Administration Won’t Fly Legislators to Conference in Cuba”, Boston Globe, 9 de septiembre de 1981). 236  “Why the United States should not join the Inter-Parliamentary Union”. The Heritage Foundation, 18 de marzo de 2009. 237  El autor a cita a Freedom House, “Worst of the Worst: The World’s Most Repressive Societies, 2009”, del 18 de marzo de 2019. 238  El término “Iliberal” es utilizado por el autor en base a la clasificación de naciones del índice de libertad económica. Cita en tal sentido a Terry Miller y Kim R. Holmes, Índice de libertad económica 2009: el vínculo entre la oportunidad económica y la prosperidad (Washington, DC: The Heritage Foundation y The Wall Street Journal, 2009).


215 “El mero hecho de que Corea del Norte, Venezuela y Zimbabue sean miembros de una organización supuestamente dedicada al ´establecimiento firme de la democracia representativa´ es suficiente para condenar a la UIP. Pero la ampliación de su membresía también es sospechosa. La organización contiene estados, como los 26 aliados de Estados Unidos en la OTAN, que son democráticos y respetables. Pero estos son los antiguos miembros, los presentes en la creación de la UIP. Los miembros originales que ahora están completamente superados en número por los miembros más nuevos, como los 88 miembros del Movimiento de Países No Alineados, y por los 49 miembros de la Organización de Países Islámicos. Entre estas dos organizaciones, los estados con débil o nulo compromiso con los valores liberales y democráticos controlan 94 de los 154 escaños en la UIP”. En relación a la membresía de la UIP, sinceramente basta con mirar a la Organización de las Naciones Unidas, que incluye a todos los países mencionados por Bromund, y que también se fueron incorporando progresivamente al organismo. La UIP es, decididamente, una organización internacional democrática, pluralista y transparente. Señala en tal sentido en su sitio oficial: “La UIP está cada vez más cerca de la membresía universal, con 179 parlamentos miembros de los 193 países del mundo, desde grandes naciones como China, India e Indonesia, hasta los pequeños estados de Cabo Verde, San Marino y Palau. Nuestros miembros representan a más de 6.500 millones de los 7.000 millones de personas del mundo”. A lo que agrega: “Nuestra organización, creada por un pequeño grupo de parlamentarios en 1889, se ha convertido en una vibrante entidad global comprometida con la promoción de la democracia, la igualdad, los derechos humanos, el desarrollo y la paz. Nuestros miembros trabajan juntos para lograr un cambio positivo, tanto en sus propios países como a nivel internacional”. ¿Cuál es el criterio adoptado para la membresía? Que “Todos los parlamentos pueden unirse … si son entes nacionales legalmente establecidos que operan en Estados o Estados aspiracionales reconocidos por las Naciones Unidas”. Trazando un paralelismo, que el congreso de los EE.UU. no forme parte de la UIP es equivalente a que los EE.UU. como estado soberano decidiera no pertenecer a las Naciones Unidas. El autor al que citamos continúa criticando a la UIP en su artículo por sus “políticas iliberales”, su “hipocrecía”, y por “ser amiga de los dictadores”. Nada más alejado de la realidad. Si bien casi dos décadas después, mi propia experiencia interactuando intensamente con la UIP durante cuatro años me permiten señalar que eso no es cierto. Basta revisar las decisiones de la UIP para verificar que no es posible sostener esa opinión en la actualidad.


216 La UIP es un organismo parlamentario internacional prestigioso y moderno, que ha fijado como objetivos de su Plan Estratégico 2017-2021 construir parlamentos fuertes y democráticos; promover la igualdad de género y el respeto de los derechos de la mujer; proteger y promover los derechos humanos; contribuir a la consolidación de la paz, la prevención de los conflictos y la seguridad; promover la cooperación y el diálogo interparlamentarios; promover el empoderamiento de los jóvenes; movilizar a los parlamentos a favor de la agenda mundial para el desarrollo; y remediar el déficit democrático en las relaciones internacionales. Si algo le falta a la Unión Inter-Parlamentaria es el regreso del congreso de los EE.UU. a la organización y su activa participación en los debates. Ese fue uno de los motivos que nos inspiró a relanzar las reuniones parlamentarias del G20 en un nuevo formato, como P20, y acudimos a la UIP por considerarla un organismo rector para los parlamentos del mundo. En el mismo sentido del paralelismo de la UIP con la ONU, sería absurdo plantear que los EE.UU. no deberían participar del P20 por la presencia de países no alineados a sus políticas o directamente con intereses contradictorios como China, Rusia y Turquía. En realidad, es todo lo contrario. Sería muy conveniente que el congreso de los EE.UU. participara activamente en el P20 y, por supuesto, repito, regresara a la UIP, donde conviven distintos grupos geopolíticos como Twelve Plus, que integró, y que incluye a 47 miembros de distintas regiones del mundo, incluyendo a todos los G7 (Alemania, Canadá, Francia, Italia y el Reino Unido) excepto Japón, que integra el grupo de Asia-Pacífico. Las normas de la UIP permiten, eventualmente, que un parlamento se desenvuelva sin afiliación (por ejemplo, en la actualidad, el único país en esa condición es Azerbaiyán). En su declaración de Belgrado del 17 de octubre de 2019 los miembros de la UIP brindan un apoyo explícito a los “Propósitos y Principios consagrados en los Artículos 1 y 2 de la Carta de las Naciones Unidas, y reconocen que un mundo mejor para nuestros pueblos sólo es posible dentro de un orden internacional basado en el estado de derecho”. Adicionalmente expresan su apoyo a contar con “instituciones multilaterales fuertes y efectivas, con las Naciones Unidas en su núcleo, diseñadas para encontrar soluciones a desafíos comunes; resolver disputas entre Estados; asegurar la rendición de cuentas por genocidio, crímenes de guerra y crímenes contra la humanidad; combatir la impunidad y verificar que los Estados cumplan con sus compromisos internacionales”. Deploran “todas las acciones que no cumplan con el derecho internacional” y se unen “para impulsar y promover cambios que transformarán la visión de un mundo mejor en realidad, asegurándonos de que nuestra gente pueda llevar una vida libre de deseos y de miedos”.


217 E identifican distintas vías para la acción parlamentaria en la configuración y aplicación del derecho internacional y, con este fin, mejorar la contribución a la cooperación regional, las que distinguen en tres capítulos: A. B.

C.

dar forma e implementar el derecho internacional; áreas prioritarias que requieren de atención urgente (cambio climático; derecho humanitario y derecho criminal internacional; derechos del niño; equidad de género; desarme y no proliferación y abolición de armas de destrucción masiva, incluyendo la eliminación gradual de las armas nucleares; la inclusión de la voz de los jóvenes; el combate contra la impunidad; entre otros); y la contribución a la cooperación internacional.

En relación al último punto, señala la declaración citada: “La cooperación regional es un componente esencial para fortalecer el orden internacional, ya que contribuye a la solución pacífica de disputas y al avance de una paz sostenible. Después de siglos de conflicto sangriento, que culminó en la Segunda Guerra Mundial con sus más de 80 millones de muertos, los antiguos adversarios en Europa crearon una Comunidad Europea del Carbón y del Acero, que se convirtió en la Unión Europea y lo que hoy es una comunidad de más de 250 millones de ciudadanos, que disfrutan de una paz, libertad y prosperidad sin precedentes. La cooperación regional en América Latina y el Caribe trajo consigo el Tratado de Tlatelolco de 1967, que por primera vez en la historia estableció un continente entero como una zona libre de armas nucleares. En África, la cooperación regional y subregional, en particular a través de la Unión Africana, ha sido un motor de estabilidad política y desarrollo económico. La gran mayoría de las organizaciones regionales tienen asambleas y uniones parlamentarias que complementan los componentes intergubernamentales y tienen como objetivo promover una mayor comprensión y cooperación dentro y entre las regiones”. Decididamente los EE.UU. deberían volver a la UIP y participar activamente. Doy fe de la vocación de la mexicana Gabriela Cuevas Barrón por lograr el regreso de los EE.UU. a la UIP durante su gestión. Tal como lo comenté anteriormente en este libro, en su primera actividad relevante como presidenta de la UIP, en Buenos Aires, durante la CPOMC, fui testigo de su pedido expreso para que Argentina apoyara las gestiones en tal sentido. Constituye una anomalía tanto para los EE.UU. como para la propia UIP que el país más influyente del planeta, o uno de los más influyentes del planeta hoy en día, no participe de la institución que agrupa a todos los parlamentos del mundo y que, en tal sentido, aspira a representar a todos los pueblos del mundo.


218 Hablamos del tercer país más poblado del planeta, con casi trescientos treinta millones de personas, detrás de China e India. Si bien durante 2020 se realizará el nuevo censo, puede seguirse on line en la página web del US Census Bureau no sólo la evolución de la población estadounidense, sino además la del resto del mundo.239 ¿Es bueno o malo que los legisladores estadounidenses no tengan contacto con el resto de los legisladores del mundo a través de la organización que los agrupa mundialmente? Desde el congreso de la nación argentina, y más específicamente desde la cámara de diputados, se hizo un esfuerzo enorme en los últimos años por desarrollar una relación seria y sustentable con el congreso de los EE.UU. y, en ese marco, promover su participación en ámbitos parlamentarios internacionales como la UIP y el P20, en particular porque países como el nuestro no forman parte de la asamblea parlamentaria de la OTAN 240, el paradigma de la diplomacia parlamentaria estadounidense. Uno los hitos más destacados para nuestra diplomacia parlamentaria en los últimos años fue la creación en 2017, por parte de la cámara baja de los EE.UU., por primera vez en la historia diplomática entre ambos países, del US House Argentina Caucus, el grupo de afinidad de congresistas norteamericanos con Argentina; y la R54, una resolución de la cámara de representantes aprobada el 3 de abril de 2017 “Reafirmando la Alianza EE.UU. – Argentina y reconociendo las reformas económicas en Argentina”-. 241 El evento de lanzamiento del caucus, el martes 9 de enero de 2018 en Washington, DC, contó con un simbolismo extraordinario. Participaron autoridades y miembros del GPA de la HCDN con los EE.UU.: Silvia Lospennato, presidenta; Karina Banfi y Marco Lavagna, vocales; y Cornelia Schmidt Liermann, presidenta de la comisión de relaciones exteriores y culto, a quienes tuve el honor de acompañar.242 Los impulsores del caucus fueron los congresistas Eliot Engel (DNY) y Michael McCaul (R-TX), que oficiaron de copresidentes durante el primer año, en 2018, pero después de las elecciones legislativas, devenidos presidente y ranking member de la comisión de relaciones exteriores de la cámara de representantes, cedieron sus presidencias a James Himes (D-CT) y Jeff Duncan (R-SC) en junio de 2019. 243 239  www.census.gov/popclock/ 240  Creada en 1955, se trata de un foro especializado integrado por miembros de parlamentos que integran la denominada “Alianza Atlántica”. Su misión es, según el mensaje institucional del organismo, “facilitar la conciencia parlamentaria y la comprensión de los temas clave que afectan a la seguridad del área euroatlántica, así como apoyar la supervisión parlamentaria nacional sobre la defensa y la seguridad … Proporciona una mayor transparencia de las políticas de la OTAN y fomenta una mejor comprensión de los objetivos y misiones de la Alianza entre los legisladores y los ciudadanos de la Alianza”. 241  Consultar: https://www.congress.gov/bill/115th-congress/house-resolution/54 242  Para el lanzamiento del caucus: https://www.wilsoncenter.org/article/launch-the-argentina-caucus 243  https://eeeuu.cancilleria.gob.ar/en/116th-us-house-representatives-new-argentine-caucus


219

Reunión previa al lanzamiento del US House Argentina Caucus. En la foto los diputados argentinos Cornelia Schmidt Liermann, Karina Banfi y Marco Lavagna, acompañados por mí y Sergio Pérez Gunella, Chargé d’affaires de la embajada argentina, fuimos recibidos por los congresistas Eliot Engel (D-NY) y Michael McCaul (RTX), el 9 de enero de 2018.`

Estos años, aprovechando la excelente relación y predisposición de los asesores de los líderes demócrata y republicano del caucus, Eric Jacobstein y Juan Carlos Monje, introduje en distintas oportunidades la cuestión relativa tanto al regreso del congreso de los EE.UU. a la UIP como de su participación en el P20. Lo mismo plantearon los legisladores argentinos a sus interlocutores de los EE.UU. en cada oportunidad que pudieron. Otro logro importante para nosotros fue la organización en agosto de 2019, junto a la cámara de representantes de los EE.UU., de la Cumbre de las Américas para Legislaturas Transparentes244, con la intervención del House Democracy Partnership (HDP)245, el International Republican Institute (IRI), el National Democratic Institute (NDI) y USAID, la agencia de los EE.UU. para el desarrollo. La jornada terminó con una declaración firmada por parlamentarios de una decena de países de la región, incluyendo a Argentina, Chile, Colombia, Ecuador, Guatemala, Panamá, Paraguay, Perú y los EE.UU. 246 Algunos datos alentadores. En septiembre de 2015 la congresista demócrata Bárbara Lee (CA), acompañada de sus colegas Sheila Jackson Lee (TX) y Daniel T. Kildee (MI), presentaron un proyecto de ley (H.R. 257) para permitir el reingreso de los EE.UU. a la Unión Inter-Parlamentaria.

244  Ver en DTV Diputados Televisión, en el link https://youtu.be/HeFAbkg8z_o. el PGM 29, y en el link https://youtu. be/4ºDEyvUtGnc el PGM32, ambos de nuestro programa de diplomacia parlamentaria. 245  Comisión integrada por veinte miembros de la cámara baja del congreso de los EE.UU. que trabaja directamente con países de todo el mundo para apoyar el desarrollo de instituciones legislativas eficaces, independientes y receptivas. Creada en 2005, trabaja a través de programas de intercambio en áreas clave como supervisión legislativa, análisis presupuestario, servicios de biblioteca e investigación, ética, funcionamiento de las comisiones, relaciones con la sociedad civil, entre muchos otros. Es el sucesor de la “Frost-Solomon Task Force” que brindó asistencia a las legislaturas de diez nuevas democracias en europa central y oriental entre 1990 y 1995, después de la desmembración de la URSS. Pueden explorarse sus antecedentes en “Democracy Promotion: Cornerstone of U.S. Foreign Policy?”, un informe del CRS de diciembre de 2007. 246  Ver: https://www.hcdn.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/eventos/2019/08/agenda_20190829.html


220

Se trata de un texto simple y conciso que modifica la Sección 2503 de la Foreign Affairs Reform and Restructuring Act de 1998 (división G, Public Law 105-227) autorizando al secretario de estado a facilitar dicho reingreso; financiar los costos de membresía de la UIP; y autorizar a los líderes de la mayoría y minoría de ambas cámaras, en consulta con el presidente de la cámara de representantes, a designar a los congresistas que representarán a los EE.UU. en las asambleas de la Unión Inter-Parlamentaria. El fundamento es que “a través de las actividades de la UIP, Estados Unidos puede promover útilmente sus valores fundamentales de libertad, democracia y derechos humanos, y ayudar a construir parlamentos más fuertes en todo el mundo”. Otro gesto valioso fue la presencia en el congreso argentino en 2018 del texano y ex juez Edward Prado, embajador de los EE.UU., durante la apertura de la cumbre de presidentes de parlamentos del G20, que al finalizar sería denominada oficialmente P20. Como adelanté anteriormente, considero al abandono de ámbitos estratégicos de la arena parlamentaria internacional por parte de los EE.UU. desafortunado. Expresa Henry Kissinger que “En el siglo XX, ningún país ha influido en las relaciones internacionales de manera tan decisiva y al mismo tiempo tan ambivalente como los Estados Unidos. Ninguna sociedad ha insistido más firmemente en la inadmisibilidad de la intervención en los asuntos internos de otros estados, ni ha afirmado más apasionadamente que sus propios valores sean de aplicación universal. Ninguna nación ha sido más pragmática en la conducción cotidiana de su diplomacia, o más ideológica en la búsqueda de sus convicciones morales históricas. Ningún país ha sido más reacio a comprometerse en el extranjero, incluso a realizar alianzas y compromisos de alcances sin precedentes”.

Arriba a la izquierda: Senadora Lucila Crexell, Secretaria de la Comisión de Relaciones Exteriores y Culto del senado argentino; Congresista James Himes, presidente del US House Argentina Caucus; y Juan de Dios Cincunegui, en una reunión celebrada en el Capitolio el 12 de febrero de 2020.


221

The Americas Summit for Transparent Legislatures, celebrada en Buenos Aires, Argentina, en el mes de agosto de 2019. De izquierda a derecha: el ex congresista John Faso (R-NY), el diputado Luis Petri y el senador Federico Pinedo.

“Las singularidades que América se ha atribuido a sí misma a lo largo de su historia han producido dos actitudes contradictorias hacia la política exterior. La primera es que los Estados Unidos sirven mejor a sus valores al perfeccionar la democracia en casa, actuando así como un faro para el resto de los hombres; el segundo, que los valores de los Estados Unidos le imponen la obligación de realizar cruzadas por ellos en todo el mundo”. “Desgarrado entre la nostalgia de un pasado prístino y el anhelo de un futuro perfecto, el pensamiento estadounidense ha oscilado entre el aislacionismo y el compromiso”. 247 Pero como bien señala Kissinger, “… los dos enfoques, el aislacionista y el misionero, tan contradictorios en la superficie, reflejan una fe subyacente común: que los Estados Unidos poseían el mejor sistema de gobierno del mundo, y que el resto de la humanidad podía alcanzar la paz y la prosperidad abandonando la diplomacia tradicional y adoptando la reverencia de los Estados Unidos por el derecho internacional y la democracia”. De hecho, para el autor citado el viaje de los EE.UU. a través de la política internacional fue un triunfo de la fe sobre la experiencia. Una fe cuyo principal exponente ha sido, en su opinión, Woodrow Wilson, premio nobel de la paz como principal impulsor de la Liga de las Naciones. “Lo que Wilson estaba proclamando no era la retirada de los Estados Unidos del mundo, sino la aplicabilidad universal de sus valores y, con el tiempo, el compromiso de los Estados Unidos de difundirlos”. “El mundo de la posguerra se convirtió en gran medida en la creación de los Estados Unidos, por lo que, al final, llegó a desempeñar el papel que Wilson había imaginado: un faro a seguir y una esperanza que alcanzar”. Sin embargo, en esa misma obra, que data de 1994, Kissinger escribía:

247  “The New World Order”, “Diplomacy”, Simon & Schuster, New York, 1994.


222 “Las naciones han perseguido el interés propio con más frecuencia que el principio de magnanimidad, y han competido más de lo que han cooperado. Hay poca evidencia que sugiera que este antiguo modo de comportamiento haya cambiado, o que es probable que cambie en las próximas décadas. Lo nuevo del orden mundial emergente es que, por primera vez, los Estados Unidos no pueden retirarse del mundo ni dominarlo”. Veinte años más tarde, en 2014248, señalaría: “Para los Estados Unidos, la búsqueda del orden mundial funciona en dos niveles: la celebración de principios universales debe combinarse con un reconocimiento de la realidad de las historias y culturas de otras regiones …”; pero “Los Estados Unidos –como la articulación decisiva del mundo moderno de la búsqueda humana de la libertad y una fuerza geopolítica indispensable para la reinvindicación de los valores humanos- debe conservar su rumbo”. “Será un imperativo para los desafíos de nuestro período un papel filosófico y geopolítico estadounidense. Sin embargo, el orden mundial no puede ser logrado por ningún país que actúe solo. Para lograr un orden mundial genuino, sus componentes, mientras mantienen sus propios valores, necesitan adquirir una segunda cultura que sea global, estructural, y jurídica –un concepto de orden que trascienda la perspectiva e ideales de cualquier región o nación-”. Resulta contradictorio que los EE.UU. mantengan desde hace más de setenta años una ley como la “Smith-Mundt” 249, “base legal para la producción y difusión transparente de noticias e información del gobierno de los EE.UU. destinada al público extranjero” 250 y paralelamente dejen sin representación un ámbito en el que se reúnen a debatir y reflexionar sobre asuntos globales los líderes parlamentarios de nada menos que ciento setenta y nueve naciones de todo el mundo. EE.UU. es el único de los países líderes del planeta que carece de representación en la UIP. Es el único país del G20 sin representación en la UIP. Si el Congreso de los EE.UU. decidiera participar activamente en los futuros P20, sería una buena noticia para la UIP; para sus miembros; para los Estados Unidos; para la diplomacia parlamentaria; y para el sistema de gobernanza global. 248  “World Order”, Penguin Books, New York, 2015. 249  Soy becario del International Visitors Leadership Program (IVLP), un programa estadounidense de intercambio que tiene origen en una iniciativa creada por Nelson Rockefeller en 1940, en su carácter de coordinador comercial y de relaciones culturales de los EE.UU. Curiosamente su primera actividad fue invitar a visitar el país a 130 periodistas latinoamericanos. En 1949 el congresista Karl E. Mundt y el senador Alexander Smith introdujeron el proyecto de ley sancionado como Public Law 402 durante el 80th Congress, estableciendo una agencia informativa “para promover una mejor comprensión de los Estados Unidos en otros países, y aumentar el mutuo entendimiento entre estadounidenses y extranjeros”. El programa es excelente. Por eso mismo me parece incomprensible la falta de presencia de legisladores estadounidenses en la UIP u otros foros parlamentarios en los que representantes de los pueblos del mundo o de distintas regiones del mundo debaten temas globales. 250  “Seventy Years of the Smith-Mundt Act and U.S. International Broadcasting: Back to the Future?” Emily T. Metzgar. Figueroa Press. Los Ángeles, abril de 2018. En la conclusión de su estudio señala la autora que la pregunta para los líderes, legisladores, académicos y periodistas es si los Estados Unidos están equipados y de qué modo para combatir las batallas de la información que se libran hoy en día. “En este momento, la pregunta no es necesariamente si las audiencias extranjeras quieren escuchar el mensaje estadounidense como John S. Knight una vez preguntó, sino como indican un número creciente de críticos preocupados, si esas audiencias extranjeras están realmente recibiendo algún tipo de mensaje de los Estados Unidos”.


223 Un win-win como dicen los estadounidenses. Todos ganan.

El rol de los Parlamentos en la arquitectura del G20 El último debate del P20 en Buenos Aires en 2018, previo a la formalización de la declaración final, estuvo asociado al rol de los Parlamentos en la arquitectura del G20. 251 El senador Federico Pinedo (Argentina), que presidió el panel, dio apertura al debate poniendo de relieve el problema del exceso e inmediatez de las demandas de la ciudadanía hacia los parlamentos, y remarcó como uno de sus principales roles, el seguimiento y control de los acuerdos celebrados entre los gobiernos en temas globales como los tratados durante el G20. Además, señaló la importancia de imprimir eficacia a la cooperación parlamentaria internacional para evitar que la política adopte decisiones de corto plazo que afecten el largo plazo, agravando los problemas globales. “Evidentemente los parlamentos están sometidos a un fenómeno contemporáneo que es la existencia de demandas inmediatas y cambiantes por parte de la población, lo que de alguna manera es muy difícil sino imposible de tener respuesta en períodos tan cortos, porque hay muchas decisiones de fondo que requieren tiempo para poder ser implementadas … Este tema del exceso en las demandas es un problema importante de los parlamentos. Y en el contexto de los temas que estudia el G20, los parlamentos tienen la obligación de estar cerca de los poderes ejecutivos a los efectos de hacer un seguimiento, un control de los acuerdos que van llegando sobre temas de interés común y global como son los temas que hemos discutido en el día de ayer: cambio climático; el impacto de la revolución digital en el desempeño de la economía y del trabajo; la incorporación de la mujer en forma equitativa al mundo de la política y del trabajo; el tema de las migraciones; son todos problemas de alta exigencia para los dirigentes políticos, y los Parlamentos tienen que estar cerca de los presidentes para implementar los acuerdos a los que se lleguen y para controlar estos acuerdos”. “Sin duda tenemos que ser conscientes de que la cooperación exige algo más que hacer diagnósticos, … exige la necesidad de asumir compromisos. Entonces también los parlamentos del P20 necesitaríamos cooperar entre nosotros para evitar que la política tome decisiones que agraven los problemas que hemos mencionado. Así por ejemplo hay ocasiones en las que la política busca resultados de corto plazo, de beneficio político, que generan daños de largo plazo, y esto impacta en alguno de los temas que hemos hablado, por ejemplo en la medida en que la política genere grandes desequilibrios macroeconómicos, eso tiene un impacto evidente en la generación de pobreza, en la eliminación de oportunidades de los distintos pueblos, y eso tiene un impacto 251  Participaron de este debate líderes parlamentarios de Argentina, Rusia, India, China, Japón, Francia, Reino Unido, Estados Unidos de México y Unión Europea, en ese orden.


224 directo también en las migraciones como estamos viendo en varios lugares del mundo de manera muy marcada. Lo mismo pasa cuando la política no combate coordinadamente fenómenos como el terrorismo, que también genera efectos similares en otros países, o cuando no hace lo necesario para evitar situaciones de guerra a pesar de que todos somos conscientes de que después de cada guerra hubo un acuerdo de paz, y entonces también es harto evidente que se podría haber llegado a la solución del acuerdo de paz sin pasar por la guerra. Esto requiere acción de los parlamentos. Todas estas cosas. Buscar responsabilidad en materia económica; buscar responsabilidad en materia social; buscar los pilares del desarrollo económico y productivo; del financiamiento; del estado de derecho, del respeto de las reglas. Todas estas cosas si no velamos porque se mantengan generamos efectos muy negativos en el conjunto de las naciones”. Illias Umakhanov252 (Rusia), quien ya había participado en dos de las reuniones de presidentes de parlamentos del G20, expresó que, si bien se habían discontinuado, las relaciones parlamentarias bilaterales y multilaterales continuaron. Antes de referirse al P20 señaló que “la efectividad de los parlamentos del G20 en la cooperación internacional depende mucho del nivel de cooperación con las organizaciones e instituciones mundiales líderes”, citando en primer lugar a las Naciones Unidas, pero también a otros foros interparlamentarios.253 “Debo recordarles que, las Naciones Unidas, en su asamblea general del 22 de mayo, apoyó dos importantes iniciativas desarrolladas por la asamblea Nº 137 de la UIP que se celebró en San Petersburgo el año pasado, en la que muchos participaron. Con la adopción del día internacional del parlamentarismo y la conferencia global para abordar este tema importante que es el diálogo inter-étnico e inter-religioso con la participación de jefes de estado, parlamentos y líderes de las religiones mundiales … Este es un buen ejemplo de cooperación con Naciones Unidas y quisiera agradecer a la presidenta de la UIP, Gabriela Cuevas Barrón …Yo creo que los parlamentarios también deben participar en el trabajo del foro político de alto nivel de las Naciones Unidas como también en otras instituciones de Naciones Unidas. Por ejemplo, en el segundo foro de mujeres de eurasia que se celebró en San Petersburgo en octubre pasado como parte de la reunión del W20, tuvimos plataformas de debate organizada junto con ONUDI, UNESCO y Banco Mundial. Creo que esta práctica debería continuar. También la delegación rusa en la reciente asamblea de la UIP en Ginebra presentó una propuesta para lanzar una campaña parlamentaria para celebrar el día internacional del parlamentarismo que esperamos llevar a la adopción de una carta del parlamentarismo internacional. Esto estará abierto para la firma por parte de todas las asambleas parlamentarias y los parlamentos del mundo. Esta carta pensamos que podría ser un documento fundamental de cooperación internacional”. 252  1º vicepresidente del consejo federal (Federación Rusa). 253  “Rusia por ejemplo está trabajando estrechamente con sus colegas en la asamblea interparlamentaria Asia – Pacífico; … dentro de BRICS. Nuestra participación en estos formatos regionales nos permite comprender mejor los problemas y preocupaciones de nuestros amigos y colegas, y formular de manera más precisa la potencial agenda del foro parlamentario del G20 en el futuro”.


225 Destacó al G20, al señalar que “a pesar de las dificultades y las crisis económicas mucho se ha hecho”, pero focalizó en los “nuevos desafíos”, entre los que mencionó la necesidad de “establecer un marco legal para dar vida a los ODS por parte de los parlamentos de nuestros países a nivel nacional”. Apoyó la continuidad del P20, pero reclamó que se garantice el ingreso de los parlamentarios “sin impedimento y sin ninguna excepción”, rechazando la aplicación de cualquier tipo de sanción o restricción. “La efectividad de la cooperación interparlamentaria en el formato que tenemos hoy que es el del G20, permitirá alcanzar resultados más coherentes programados, por lo tanto, podríamos decidir dónde se celebrará nuestro próximo foro, que podrá coincidir con la sede para la reunión de los jefes de estado. Yo sugiero como los colegas, celebrar el próximo foro en Japón, así que yo apoyo la propuesta de nuestros colegas de Japón. O por lo menos deberíamos tratar de lograrlo”. Concluyó diciendo: “Largo es el camino si uno va solo”; y citó a un poeta ruso que escribió: “No caminemos junto al otro sino bien cerca, de la mano”. Finalizó su intervención con la siguiente frase: “Los insto a todos a atender nuestros problemas de manera conjunta”. Seguidamente su par ruso de la cámara baja, Ivan Melnikov254, contó que era la primera vez que la duma participaba de este tipo de cumbre parlamentaria, reconociendo su potencial, y celebrando la ampliación del G7 al G20, haciendo referencia a la politización de ciertos ámbitos internacionales en detrimento de Rusia. 255 “Es evidente que los problemas globales no se pueden resolver sin la participación de China y de India, sin contar con la posición de los representantes de América Latina, Medio Oriente y de las economías emergentes de Asia. La delegación rusa queda abierta a cualquier tipo de acciones en aras de la paz y del desarrollo sostenible y justo del planeta. Uds. saben que fue suspendida la participación de Rusia en el G7. Ahora, muy agudamente se plantea el tema de nuestra permanencia en el Consejo de Europa”. Puso de relieve que durante los 5 años que no se llevaron a cabo reuniones parlamentarias asociadas al G20 “el mundo, en este tiempo muy corto, cambió muchísimo”. “Escándalos, amenazas, chantaje, aislamiento, bloqueos, provocaciones, se acumulan como un globo de nieve y cada día sacuden las relaciones entre los Estados y socaban los cánones diplomáticos formados por siglos, así como la 254  Primer vicepresidente de la duma (Federación Rusa). 255  Cabe recordar que en marzo de 2014 Rusia fue apartada del G8 con motivo de la anexión de Crimea; y actualmente estudia la posibilidad de abandonar el Consejo de Europa. (https://mundo.sputniknews.com/rusia/201812111084056775-seguira-rusia-el-miembro-de-pace/).


226 autoridad de las instituciones internacionales y las bases del derecho internacional. Como consecuencia las tendencias objetivas negativas en la economía mundial toman un impulso muy grande … algunas acciones artificiales dañan absolutamente a todos. En esas condiciones el G20 debe responder a la crisis y debe cambiar el vector del desarrollo de los acontecimientos de lo destructivo a lo creativo. Y en esto están interesados todos los pueblos del mundo”. Destacó el rol particular de los parlamentos por su cercanía con la gente y también apoyó la continuidad del P20. “… los presidentes de la cumbre tienen la posibilidad de apreciar lo que pasa desde un punto de vista único, no solamente desde un punto de vista estatal, sino desde el punto de vista de la posición de los ciudadanos de nuestros países, de sus intenciones, de billones de nuestros votantes, de la opinión pública. Y aquí está el papel especial del parlamento en la estructura del Grupo G20”. “Estimados colegas, Uds. pueden estar seguros que la duma estatal va a apoyar cualquier tipo de decisiones dirigidas al diálogo, a la disponibilidad de contar con los intereses de cada uno, a la predictibilidad en las celebraciones internacionales. El papel de G20 como una institución multilateral sirve como guía en línea … con los encuentros … de los líderes de nuestros estados. Estamos seguros que es un camino magistral para resolver los problemas de la cooperación económica internacional. Y para arreglar los problemas globales.” Sumitra Mahajan256 (India) destacó el rol de los parlamentos, focalizando en los ODS y en el trabajo que viene realizando India a nivel nacional y sub-nacional. “Es el Parlamento el que aprueba y santifica todos los compromisos del gobierno en el G20 o a nivel internacional. Nosotros los parlamentarios sin duda somos personas importantes. Así que esta cumbre, nuestra cumbre, busca ser una oportunidad para nosotros, para explorar el apoyo parlamentario para la implementación de las decisiones del G20, particularmente aquellas relacionadas con los ODS, involucrándonos los presidentes de parlamentos que representan a sus parlamentos, que aportan la perspectiva de la gente.” “Así que los debates del G20 son importantes. Creemos que la implementación de las decisiones y la evaluación de los mandatos que principalmente son voluntarios están sujetos a las circunstancias nacionales, pero es una prerrogativa de los gobiernos. Sin duda el gobierno tiene que decidir en qué va a trabajar y cómo. Los parlamentos también deberían participar activamente en los debates. Desde un comienzo porque los parlamentos representan la voluntad de la gente y son el órgano supremo de sancionar leyes.” 256  Presidente de Lok Sabha de India.


227 “Los ODS, cuando decimos los Objetivos de Desarrollo Sostenible, no hablan sólo de desarrollo sino cómo obtener ese desarrollo y como acompañarlo, y eso es más importante. Sin duda en esto el parlamento desempeña un rol muy importante porque nosotros somos representantes del pueblo.” “Los parlamentarios de nuestro país han estado a la avanzada de la tarea para mitigar la pobreza y hacer cumplir la Agenda 2030. Para esto aparte de sancionar legislación y exigir la rendición de cuentas del gobierno, nuestro parlamento tiene un amplio sistema de comité para monitorear y evaluar las acciones de las oficinas del gobierno y el ministerio. O sea que el Parlamento es una parte muy importante de las actividades que se realizan. El parlamento de India cuenta con una iniciativa de investigación. Es una iniciativa de los presidentes. Estamos evaluando los ODS y otros temas de relevancia contemporánea. Exclusivamente para beneficio e información de los miembros del Parlamento. Uds. saben que los miembros del Parlamento son elegidos, pero están tan ocupados en mi experiencia, que no tienen tanto tiempo, no pueden dedicar su tiempo a estudiar porque hay muchos temas para ver. Por eso creamos esta iniciativa de investigación para apoyar a nuestros miembros. Esperamos que sea de beneficio para los miembros del Parlamento. Ofreciendo una plataforma para interactuar con expertos en diferentes temas vinculados a los ODS y muchos otros temas como por ejemplo para agricultura, podemos tener una agricultura con cero presupuesto, ese tipo de cosas. Estas iniciativas y programas tienen un vínculo natural con los ODS, porque lo importante con los ODS, es el desarrollo. El Parlamento de India organizó conferencias que además de sensibilizar a los miembros sobre los problemas también han ayudado a desarrollar y generar conciencia entre los parlamentarios, los gobiernos, y otras partes interesadas. La primera reunión del Foro de Mujeres Parlamentarias de BRICS permitió lograr avances con los ODS. Esto lo celebramos en agosto de 2016; nuevamente en febrero de 2017 nuestro parlamento organizó la cumbre de presidentes de parlamentos del Sudeste Asiático buscando la cooperación regional y la evaluación de los ODS; y nuevamente en marzo de este año, organizamos una cosa más. La primera conferencia nacional de legisladores. Uds. saben que India es un país tan grande, y un gran país democrático. Tenemos más de 29 estados y legisladores estaduales también, y ellos tienen que bajar la agenda de los ODS a la gente. Los legisladores a nivel nacional y estadual deben trabajar juntos y armar un equipo. Así que organizamos una conferencia sobre el tema de los ODS que reunió a legisladores de todo el país, para que se comprometan a construir la Nación y hacer esfuerzos para tener un desarrollo sostenible e inclusivo. Las conferencias tuvieron un gran éxito porque permitieron llegar a un acuerdo y la búsqueda de implementar la Agenda 2030 en el plazo establecido.” Apeló además a considerar al mundo como una gran familia, y puso en valor a los intercambios parlamentarios. “… nos estamos transformando en una familia global porque estamos tan próximos … todos nosotros sufrimos guerra, tenemos que ver como dejar


228 esto de lado. Porque todos nosotros ahora tenemos que estar juntos, tenemos que pensar en el desarrollo para nuestra gente. Todos los países, porque lo que ocurre en un país sin duda afecta al país vecino, o tal vez no al vecino sino a otro país en forma financiera o de otra forma. Nosotros siempre decimos, si hay un vecino pobre que tiene hambre, uno no puede comer su propio pan en paz.” “Espero aprender de las experiencias y mejores prácticas. Estamos acá para entender, para reunirnos y ver cuáles son las mejores prácticas. Todos los países tienen una mejor práctica. Entonces con ese país podemos avanzar. Así nosotros también podemos aprender y adoptarla, adaptarla, y con eso apoyar al desarrollo. Creo que este tipo de cumbres son muy constructivas. En el parlamento de India estamos haciendo lo mejor posible porque India siempre está por la paz y el desarrollo. India nunca piensa en conquistar a un país sino en ayudar para el desarrollo”. HAO Mingjin257 (China) sostuvo que el P20 “… habrá de facilitar los intercambios y la cooperación sobre legislación dentro del contexto del G20”, desarrollando una suerte de síntesis sobre los desafíos actuales de la globalización y el rol de los parlamentos en materia de defensa del multilateralismo, la mejora de los sistemas jurídicos, y el fortalecimiento de los intercambios y la cooperación. “La globalización económica tiene algunos retrocesos. El unilateralismo y el proteccionismo se incrementan. El orden actual internacional y el sistema de tratados están sufriendo un gran impacto. Apertura o aislamiento; el juego de suma cero o incorporación. Estas son las preguntas del día que todos debemos responder”. “En segundo lugar hay que mejorar los sistemas jurídicos y promover un entorno sólido para ello. Los parlamentos deben jugar su rol como entes legislativos, mejorando los sistemas a nivel nacional, brindando políticas favorecedoras y garantías para lograr una alianza de desarrollo más equilibrada, facilitando los intercambios en todos los campos. Necesitamos formular las leyes en forma democrática, bien concebidas, aumentar la eficiencia en la formulación de las leyes, y también fortalecer el control de su aplicación. Así podemos asegurarnos que las leyes satisfagan las necesidades de desarrollo. En el nuevo contexto debemos promover el comercio internacional y crear un buen entorno jurídico para que nuestros gobiernos y personas participen en el crecimiento económico mundial”. “En tercer lugar fortalecer los intercambios y la cooperación aprendiendo los unos de los otros. Los Parlamentos deben fortalecer los intercambios y la cooperación en materia de legislación y su aplicación, y aprovechar las fortalezas de cada uno, así como participar activamente en la formulación del derecho internacional para que pueda representar las aspiraciones e intereses comunes de todos. La autoridad y efectividad del derecho internacional es 257  Vicepresidente del comité ejecutivo del congreso nacional del pueblo de la República Popular China, el más grande en su tipo del mundo.


229 muy importante, debiendo prestarse atención a la coordinación, la colaboración en el comercio, el financiamiento, los aspectos tributarios, el derecho de propiedad intelectual, la protección del medio ambiente y otras áreas que harán de la globalización algo más amplio, equilibrado y beneficioso para todos”. Además, señaló que “Los parlamentos deberían desarrollar consenso, cooperar entre ellos, escuchar las opiniones de las personas y utilizar bien el poder que se les ha dado para realmente cumplir con las expectativas de la gente.” “Necesitamos construir una comunidad con un futuro para todos” dijo. Cerró explicando la postura de China y apoyando las actividades del P20. “Queridos colegas, las cuatro décadas de reforma y apertura en China no sólo han llevado al milagro chino del desarrollo, sino que también han creado oportunidades para el mundo. En septiembre de 2016 Xi Jinping señaló en su conferencia en la Cumbre de Negocios del G20 que el desarrollo en China se ha beneficiado de la comunidad internacional y nos gustaría también brindar más bienes públicos a la comunidad internacional. Los nuevos mecanismos e iniciativas planteados por China no significan que no queramos iniciar algo nuevo. Lo que deseamos es complementar y mejorar el mecanismo internacional actual. Nuestro objetivo es el desarrollo común y la cooperación. Como el mayor órgano en China nos gustaría trabajar junto con los parlamentos fortaleciendo nuestros intercambios en el contexto del G20; elevar y enriquecer la cooperación en el G20 a través de los parlamentos; hacer más contribuciones; y unir los esfuerzos para enfrentar los problemas globales y beneficiar mejor a las personas de todo el mundo.” Akiko Santo 258 concentró la atención de todos, por corresponder a Japón la presidencia del G20 durante el 2019.259 Contó las dificultades que planteaban la acumulación de una serie de ceremonias y eventos de altísimo nivel, comprometiéndose a consultar al presidente de la cámara de los consejeros de la dieta de Japón, adelantando que, de resultar posible, la próxima reunión del P20 debía realizarse durante el segundo semestre del año. “Ayer la presidenta del senado de los Países Bajos alentó firmemente a Japón a celebrar el P20, ya que nuestro país habrá de asumir la presidencia, y realmente agradecemos ese aliento. También hablamos con Gabriela Cuevas Barrón de la UIP quien está ayudando a redactar la declaración que refleja la solicitud a Japón para organizar la reunión en la segunda mitad del 2019. En mayo del 2019 el Emperador de Japón habrá de abandonar el poder. La última vez que sucedió esto fue en 1817, hace más de 200 años. La primera mitad del año que viene será un período en el que sucederán muchos eventos y ceremonias. El presidente de la cámara de consejeros, siendo el que lidera los 258  Miembro de la casa de los consejeros, en representación del congreso de la dieta de Japón. 259  La 14º cumbre de líderes de estado y de gobierno se llevó a cabo en Osaka los días 28 y 29 de junio de 2019. Para más información ver: https://www.japan.go.jp/g20japan/


230 3 poderes, debe estar presente en la ceremonia y eventos, dándole más trabajo que en un año habitual. También habrá elecciones en el mes de abril para la cámara baja y en julio para la cámara alta. Por lo que habrá dos elecciones durante el mismo año. Muchos de mis colegas, así como el presidente, se presentarán a la reelección. Por lo tanto, no es adecuado que organicemos reuniones grandes como esta cumbre de los presidentes de los parlamentos. Por eso pensamos que en la primera mitad del año no sería apropiado organizar esta cumbre. Debería ser en la segunda mitad del año; sería más realista. Agradecemos que tomen esto en cuenta en la declaración”. “Aun cuando la declaración se adopte con ese lenguaje, necesito informar al presidente de la cámara alta para analizar la factibilidad dependiendo de lo que decida nuestro presidente de cámara, tal vez no podamos organizar esta reunión. Para dar continuidad me gustaría confirmar que la solicitud a Japón de organizar la próxima reunión del P20 se ha dado como consenso entre las naciones participantes. También me gustaría saber si hay algún otro país que desea organizar esta reunión el año que viene. Que esté dispuesto a hacerlo.” “Si no hay una expresión de voluntad de algún otro país en este sentido, dada la importancia de esta cumbre de presidentes, llevaría a mi país esta solicitud y le informaría al presidente de la cámara alta para su consideración. Muchas gracias.” Federico Pinedo informó inmediatamente a Akiko Santo que la propuesta de declaración conjunta en estudio, punto 20, consignaba la solicitud a Japón de llevar adelante la reunión en la segunda mitad del año que viene, quedando establecido que en caso negativo podría realizarse en un lugar distinto. 260 Carole Bureau-Bonnard 261 (Francia) puso de relieve que el P20 “permite reforzar el diálogo entre parlamentarios”, y destacó que “tiene que nutrir el G20 del mes que viene”. En tal sentido se focalizó fundamentalmente en “la igualdad entre mujeres y hombres”, por considerarlo “un tema transversal a todas las tareas del G20.”

260  Con el paso del tiempo, como contaba en otro pasaje de esta publicación, el martes 30 de abril de 2019, el emperador Akihito abdicó de su cargo, en lo que significó la primera vez en más de 200 años de la monarquía más antigua del mundo; y el trono quedó a partir del 1º de mayo en manos de su hijo Naruhito. Poco antes, el 26 de marzo de 2019, la Cámara Alta de Japón nos comunicó que el P20 se celebraría el lunes 4 de noviembre de 2019 en Tokio. Debo confesar que desde el día de celebración del primer P20 en Buenos Aires hasta ese día mantuve una fluida comunicación con Kazufumi Matsushita, el director de la división de conferencias internacionales del departamento de relaciones internacionales de la cámara alta de Japón, quien había acompañado a Akiko Santo durante su paso por Buenos Aires. Como organizadores del P20 nos comprometimos con Japón a brindarles nuestro máximo apoyo a través de la transferencia del know how por un lado, y el compromiso de ayudarlos en la relación con los países de la región de América Latina y el Caribe. 261  Primera vicepresidenta de la asamblea nacional francesa. En febrero de 2019, durante la primera visita de una delegación parlamentaria plural de la cámara baja argentina a la asamblea nacional francesa en París desde 1994, Carole Bureau-Bonnard retribuyó nuestras atenciones en Buenos Aires dedicándonos muchísimo tiempo y acompañamiento. Participaron de la misión los diputados nacionales Marcelo Monfort (UCR), presidente del GPA con Francia; Mayda Cresto (Justicialista) y Carla Pitiot (FUNA), ambas secretarias del GPA; Daniel Filmus (FPV-PJ); Vanesa Massetani (FUNA) y José Luis Ramón (del Bloque Protectora).


231 “Empezaría confirmando que Francia tiene como objetivo defender el sistema multilateral, un sistema robusto y eficiente para enfrentar los desafíos de la migración, climático, digital y para el mantenimiento de la paz. Debemos cooperar para luchar contra los desequilibrios pero también para luchar en contra de las desigualdades. Representamos al pueblo y debemos defender un nivel de vida mejor de nuestros ciudadanos. Vemos desigualdades a nivel de la salud, a nivel medioambiental, y en ese marco queremos mantener el dinamismo del Acuerdo de París, y su aplicación tiene que ser una de las prioridades del G20. Sabemos que hay desigualdades también de la inversión, y a nivel de la educación las niñas necesitan un presupuesto mayor para autonomizarse … Con las nuevas economías digitales muchas veces son las mujeres las que nos encontramos excluidas. Tenemos que tener cuidado para que la representación política de las mujeres pueda ir en aumento. La igualdad entre hombres y mujeres es la prioridad del mandado de nuestro presidente. Acabamos de votar una ley en contra de la violencia sexual, doméstica, profesional, de la calle. Hago aquí un pequeño paréntesis, pero quisiera hablar de la diplomacia feminista, una diplomacia que podemos ejercer en el marco de nuestras instituciones. Me parece que es una forma de defender los programas de leadership femenino, una forma también de defender la presencia de las mujeres en el marco de los programas escolares, la presencia de las mujeres en el sistema educativo. Me parece que es algo fundamental para todos.” A ello agregó: “Estamos yendo por la buena dirección. Cuando firmemos la declaración conjunta que se presentará, estaremos definiendo objetivos comunes, y podremos estar orgullosos de nuestra colaboración. Juntos haremos evolucionar a nuestra sociedad hacia una mejor dirección.” La francesa apoyó explícitamente la continuidad del P20. “Queremos que este P20 sea organizado de forma regular. Escuché, tomé nota de lo que nos dijo Japón, pero estoy segura que otro país podrá recibirnos. Porque nuestros debates, nuestras ideas, tienen que verse reflejados por actos concretos. Tenemos que poder controlar esas acciones y estar al lado de nuestros gobiernos. Los ciudadanos nos confían un mandato y confían en nosotros. Por un mejor futuro. No perdamos esto de vista. Muchas gracias.” Por su parte la Baronesa Hooper 262 (Reino Unido) puso mayor responsabilidad para enfrentar los desafíos globales en los países más desarrollados y ricos; abogó por la paz; y puso en valor a la educación. También se refirió a la situación del Reino Unido de cara al Brexit, y destacó el nuevo rol de los británicos frente a las organizaciones internacionales, destacando que adquirirán una voz independiente en la OMC y que deberán ser efectivos tanto en el ámbito del G20 como del P20. “En el Reino Unido estamos en este momento en una encrucijada … fui elegida como representante ante el parlamento europeo en 1979 -y recuerden que el parlamento europeo es el único y también el primero de los parlamentos 262  Miembro de la cámara de los lores del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte.


232 internacionales que se eligen de manera directa-… los nuevos parlamentos no siempre hacen todo bien. A veces eso lleva tiempo, pero sin embargo estaba orgullosa de participar ahí y mejorar y construir relaciones con nuestros socios europeos. Pero como mi colega Nigel Evans dijo ayer, posiblemente estemos abandonando la Unión Europea pero no abandonamos Europa. Y en el futuro creo que vamos a necesitar, vamos a tener que depender de otras organizaciones internacionales, … también tener una voz independiente en la OMC, que es la referencia más apropiada para esta reunión como mi colega dijo ayer. También tendremos que usar y de manera más efectiva una organización como es el G20 y también el P20.” “Como representantes de los países más desarrollados y ricos tenemos la responsabilidad de asegurar que nuestras acciones no exploten ni dañen a otros países, así como de adoptar e implementar un código de buenas prácticas que reconoce los valores y objetivos que hemos debatido en nuestras reuniones en los últimos días. Y como Ud. dijo señor presidente al inicio, lo que necesitamos es un acuerdo de paz. Un acuerdo de paz sin guerra. Y ese debe ser uno de nuestros objetivos fundamentales.” “Pero la democracia no es solo una cuestión de una persona, un voto. Es cuestión de derechos humanos y particularmente libertad de expresión. Se trata del estado de derecho y la oposición como dijo la persona de Sudáfrica y explicó también en la presentación ayer, dijo la oposición a la corrupción y todo lo que la acompaña. Yo creo que todos reconocemos que debería ser más fácil para economías más prósperas y estables tomar en cuenta todas estas aspiraciones y las reglas y normativa necesaria para enfrentar la economía global siempre cambiante.” “Si me lo permiten, quisiera hacer una declaración de política a nivel personal. Aquellos que mencionaron la importancia y la necesidad de la educación y de mejorar los standards de educación y mejorar nuestra cooperación en el mundo en el área de educación, eso es algo que yo apoyo fuertemente y creo que como parlamentarios es algo que siempre deberíamos presionar a nuestros gobiernos para lograrlo.” Señaló que “no sólo es una buena idea tener una reunión del P20 sino que creo debería ser una parte permanente de la presidencia del G20.” “Creo que ya explicamos que, en el Reino Unido, los presidentes de la cámara baja y de la cámara alta, no son nombrados por el gobierno, así que no estamos acá representando al gobierno. En ambos casos, nuestros Presidentes fueron elegidos por sus colegas, tanto en la cámara baja como en la cámara alta.” Hooper finalizó su intervención expresando: “Debo decir que ahora lo que necesitamos son buenas acciones, no solo buenas palabras”. Antares Guadalupe Vázquez Alatorre 263  Senadora nacional de los Estados Unidos de México.

263

(México) expresó que “la


233 relevancia de los parlamentos en este tipo de discusiones multilaterales es fundamental porque hemos estado hablando de la humanización de las políticas públicas internacionales; y de la condición de nuestros países de regresar a ver a las personas en el centro.” Destacó la cercanía de los parlamentos a la gente; la diversidad y la pluralidad política; y el apoyo a una política multilateral de colaboración. “La corresponsabilidad que tenemos como países, unos desarrollados, otros emergentes, es la construcción de acuerdos. Y sin duda los parlamentarios, las parlamentarias, tenemos esa sensibilidad porque hemos escuchado directamente a las personas de nuestros países. Es claro que la visión con la que podemos construir consensos, acuerdos, es mucho mayor que solo oyendo a los líderes exclusivamente, porque finalmente la diversidad mundial comienza en la diversidad en los países, al interior de cada país, y esa diversidad que se da en los parlamentos genera una gran riqueza en las discusiones internacionales.” “Para mí ha sido un privilegio estar escuchándolos. Me enriquece mucho poder llevar a México lo que he estado escuchando de cada uno, de cada una de Uds., porque nos permite entender mejor la concepción que cada quien tiene del mundo y nos ayuda además también a desarrollarnos mejor como país. Estamos a favor en México de una política multilateral de colaboración, de no intervención, de respeto a los países, pero tratar de encontrar que estos consensos nos ayuden a todos a alcanzar la paz y el desarrollo humano sostenible.” Pavel Telička 264 (Unión Europea) puso el acento también en la necesidad de dar eficacia a las decisiones adoptadas por el P20, y formuló una novedosa propuesta: la participación de líderes parlamentarios en alguna instancia del G20, para poder transmitir el resultado de los debates y los asuntos consensuados en representación de la voz de la gente. “Necesitamos lograr accionar. Tenemos una muy buena declaración, un alto nivel de consenso que hemos demostrado respecto de una serie de temas que se debatieron, pero creo que debemos asegurarnos de que las ideas que se reflejan en la declaración conjunta se pongan en práctica.” “Tengo una propuesta tal vez un poco sofisticada para hacer en la próxima cumbre en el futuro. Muchos de nosotros hemos dicho que somos representantes de nuestros ciudadanos. Tenemos mucho por decir. Si uno analiza la declaración conjunta, también reflejamos las opiniones de las partes interesadas que han participado. Entonces vale la pena pensar si el presidente de alguna de las cámaras de diputados o el senado … para ver si puede participar de la cumbre del G20, sea en el almuerzo, para poder no sólo referirse a la declaración conjunta sino lo que ha sucedido en los debates. Tal vez no para esta cumbre en particular, pero durante la presidencia japonesa podría hacerse. Durante las cumbres de presidentes podría estar presente el presidente parlamentario …” 264  Vicepresidente del parlamento europeo.


234 Finalmente, esbozó una respuesta a las expresiones de los rusos acerca de la desvinculación de la Federación Rusa de la asociación que tenían con el G7. “Hubo una reflexión explícita e implícita sobre la suspensión de Rusia en el G7 y me permito por una vez enfatizar algo en nombre de una institución que representa los interese de 500M de europeos. Decir que siempre en una gran mayoría apoyaremos medidas dirigidas respecto de individuos o entidades que no cumplen con la ley o el derecho internacional. Esto es lo que hemos hecho y lo que seguiremos haciendo en el futuro. Si uno viola la ley internacional o el derecho internacional, ya sea anexando un territorio o cualquier otra violación del derecho internacional el parlamento europeo habrá de apoyar acciones dirigidas. Nosotros apoyamos el hecho de que se facilite la vida de estudiantes, investigadores, los ciudadanos en general, las pymes, pero no podemos quedarnos en silencio ante otros hechos, y este es el rol de los parlamentos también”. Federico Pinedo resumió la “voluntad mayoritaria” como el deseo de “intentar que las reuniones del P20 se transformen en una parte formal y permanente de las reuniones del G20 todos los años”, comprometiéndose a hacer llegar esta opinión a la presidencia del G20.

Del P20 al G20. Construyendo puentes entre los parlamentos y los gobiernos El P20, organizado por primera vez en Buenos Aires en 2018, fue una iniciativa del congreso argentino. Con Emilio Monzó –presidente de la cámara baja- pensamos que era una oportunidad única, histórica e irrepetible -por lo menos por un larguísimo período de tiempo-, y que valía la pena correr los riesgos de su organización y desarrollo, absolutamente independientes a los equipos del PEN a cargo de la logística del G20, tal como lo grafica la diferencia de logos utilizados durante ambos eventos. 265 Invitados por los organizadores, participaron del P20 el canciller argentino, embajador Jorge Faurie, y el sherpa del G20, embajador Pedro Villagra Delgado.

265  Lo mismo ocurrió con el J20 (Justicia 20) organizado por la Corte Suprema de Justicia de la Nación, el otro de los tres poderes constitucionales de gobierno.


235 Este último participó del primer panel del foro, delimitando conceptualmente al G20266; su función267 y el alcance de su representación268. Además reivindicó la política269; describió el papel de la Argentina durante la presidencia del G20270; destacó la importancia de la cercanía con la gente271; y la capacidad de generar consensos272; contó el estado de las negociaciones273; y desarrolló la agenda, incluyendo al futuro del trabajo y su asociación con la educación274; la inversión en infraestructura 275;

266 “El G20 no es un organismo internacional. El G20 es un mecanismo informal de líderes. Esto es lo que básicamente es el G20. Reúne a los países que como Gabriela decía representamos el 85% del PBI, el 75% del comercio, sesenta y pico por ciento, casi 70 de la población mundial, el 70% de la masa geográfica, pero lo más importante de todo eso, que es muy importante por supuesto, es que sistémicamente todos los países que integran el G20 han jugado un papel importante en sus respectivas regiones, en la elaboración de las normas multilateralmente, en la elaboración de las normas que supuestamente rigen el mundo, y ciertamente las que nos deben regir.” 267 “¿Cuál es la función central del G20? Sigue siendo la del año 99 cuando se creó a nivel de ministros de finanzas y de gobernadores de banco central, que es apuntar a la estabilidad y gobernabilidad del sistema financiero en la macroeconomía.” 268 “Nosotros no decimos que representamos a todo el mundo. No lo representamos, esa es la verdad, pero ciertamente lo que se decide en el G20 tiene un impacto global. Y por eso es que tampoco tenemos que dejar afuera a los que no están en esta mesa. No es que vamos a hacer una mesa gigantesca, porque si no, estaríamos reproduciendo otros mecanismos, pero ciertamente, y en eso la Presidencia Argentina ha hecho el punto durante nuestra gestión de hacer estas actividades de contacto. El primer viaje que yo hice fue a África, a Adís Abeba, a hablar con la gente de la Unión Africana, con la gente de UNECA, de la mano de Sudáfrica, que es el único país africano del G20. Fuimos no tanto a contarles lo que estábamos haciendo o lo que queríamos hacer, porque esto fue en febrero, sino a escuchar que es lo que ellos creen que debemos hacer.” 269 “En el año 2008, ante la tremenda crisis financiera internacional, fue necesario además de los informes técnicos, de las cuestiones técnicas para resolver, … introducir la política … y efectivamente podemos decir que es lo que pasó, cuáles son las cosas que hicieron bien, las que hicieron mal. La historia contra-fáctica es muy difícil de hacer. Pero lo cierto es que la crisis del año 2008 en términos de cifras era mucho peor que la de 1929, 1930 y el sistema no colapsó. Y no colapsó porque a diferencia de la crisis del 29 y 30 con las consecuencias que ya sabemos … no hubo cooperación, sino que hubo rivalidad entre los países centrales involucrados en esta crisis. Acá, en el G20, se pudo establecer un mecanismo, aunque no sea el ideal, pero ciertamente muchos países contribuyeron significativamente a que el sistema no colapse. Tengo que destacar a China en eso, jugó un papel central en mantener al sistema económico moviéndose hacia delante, pero lo central es que todos decidieron cooperar y ahí entran los parlamentos …” 270 “Nosotros continuamos el legado que viene de presidencias anteriores. Yo siempre digo que no es que nos eligieron emperadores por un año, es decir, nosotros no hacemos lo que se nos da la gana. No somos emperadores del mundo. Somos … hemos tomado este bastón … la idea es que nosotros vamos a poner en práctica una agenda, la que viene del legado y las prioridades que la Argentina ha puesto.” 271 “El presidente Macri ha dicho que nosotros vamos a hacer y estamos haciendo, creemos, un G20 para la gente, para la gente real, porque justamente una de las cuestiones que se mencionó acá, lo mencionaron en este primer panel, el efecto que tiene que la gente no sienta que lo que se hace, los beneficios, o si hay una cuestión directa, es algo que se puede transmitir cuando uno pone además de los grandes temas financieros y macroeconómicos la cuestión de cómo nos preocupamos por nuestras poblaciones, nuestra gente.” 272  “… Gabriela Cuevas Barrón mencionó el lema argentino que es Construyendo Consenso para un Desarrollo Equitativo y Sostenible. Construyendo consenso porque en algún momento el consenso del G20 se rompió en algunos temas; esperemos que en este año podamos reconstruir ese consenso, que no será con las cosas más ambiciosas de mundo, pero lo importante es volver a tener ese propósito común entre todos los países que conformamos el G20 de ir adelante en beneficio de toda la comunidad internacional”. 273  “El trabajo de los grupos de las reuniones ministeriales, el track finanzas, ha sido extraordinario. Espero que no lo arruine el Sherpa en los últimos tramos.” 274 “Todos nosotros y beyond el G20: futuro del trabajo, claramente es uno de ellos; con educación, la Argentina es el primer país que ha incluido la educación en el G20, porque el futuro del trabajo si nosotros no adoptamos las medidas necesarias para que la educación verdaderamente capacite a nuestra gente, no solamente a los que vienen en las futuras generaciones, sino a los que ya están en estas nuevas tecnologías que están cambiando el mundo tan rápidamente y los sistemas de producción. Si no damos esa capacitación que les permita beneficiarse de todas estas nuevas tecnologías, y los nuevos trabajos que vienen acompañando eso, no solamente no van a tener una calidad de vida alta que es lo que todos esperamos, sino que muchos puestos de trabajo que pertenecen a la vieja economía van a desaparecer. Y la solución no es frenar la nueva tecnología. Eso no se puede hacer. Yo lo he dicho en muchos foros. Es como si en 1870 hubiésemos decidido que íbamos a frenar, es decir para apoyar a las industrias de fábricas de diligencias, es decir, stagecoaches, y de las que hacen las postas y los caballos, para frenar el ferrocarril. Bueno, eso no se puede hacer. El telégrafo, después vinieron los autos, los aviones y todo lo que tenemos acá en un celular, hoy en día tiene mucha más información de la que teníamos en todo el ministerio de relaciones exteriores cuando yo entré en el año … hace 40 años. Obviamente eso es algo que tenemos que … pero tenemos que dar las herramientas. Y como estamos en un mundo global esas herramientas no son solamente dentro de cada uno de nuestros países. Tenemos que actuar de manera coordinada, de manera conjunta.” 275  “Entonces esa prioridad del futuro del trabajo con la educación viene también con la digitalización, la economía digital, el tema de la inversión para infraestructura para el desarrollo.” “…el otro tema que es prioritario para Argentina … obviamente hace falta infraestructura … hay que crear las condiciones para que el dinero que anda en el mundo pueda invertirse en obras de infraestructura que sean rentables para los inversores y para los países y la gente que vive en esos países.”


236 la seguridad alimentaria276; la equidad de género277; la lucha contra la corrupción; el cambio climático; el comercio278; e incluyó referencias a la inequidad en la distribución de la riqueza. 279 Con respecto a los parlamentos, les reservó un lugar importante en la implementación de las decisiones adoptadas por los líderes de estado y de gobierno280, y pidió que impulsaran el documento final del G20281. Concluyó dando un apoyo explícito a la organización del P20. 282 Por su parte el canciller Faurie -quien participó de la apertura de la cumbre- envió un mensaje de agradecimiento a los demás gobiernos a través de los líderes parlamentarios presentes283; aclaró el contexto en el que se desarrollaba este año el G20284; describió la visión del gobierno argentino para el G20285; señaló porqué los parlamentos son importantes para el G20286; contó qué podía hacer Argentina como actor del 276  “… un futuro alimentario sostenible también, seguro. Eso también es una cuestión que le interesa a la Argentina.” 277  “… más la mención que hacías vos Anthony de la perspectiva de género incluida en toda la agenda del G20. Es un tema que nosotros creemos en la igualdad de la mujer, no solamente por una razón de justicia, sino porque que las mujeres no tengan una participación plena, política, social, económica, representa un golpe tremendo al PBI de cada país. Es una pérdida económica enorme que no nos podemos dar más el lujo de seguir teniendo.” 278  “ … el comercio, es el gran elefante en el cuarto”. 279  “… existe un mundo mejor por delante y nosotros jugamos un rol central en eso. Hay que tener en cuenta lo que decía el senador Cassini … la brecha de desigualdad en el mundo es enorme. Está creciendo … mi primer puesto como diplomático fue la misión en Naciones Unidas en New York en los años 80, y en los 80 cuando uno hablaba de desarrollo estaba hablando de países en desarrollo. Hoy en día y esa es otra cosa que tenemos que empujar entre todos en la agenda G20, las metas de la agenda 2030, los 17 capítulos se pueden aplicar cada vez más a segmentos cada vez más grandes de poblaciones en los países más ricos del mundo. Y entonces el desarrollo ya no es más un tema de países en desarrollo, sino que en los países ricos esa brecha enorme de ese 1% que son dueños del 99% del PBI o de 8 o 10 personas que son dueños de una cifra gigantesca, la mitad, bueno, eso tiene que cambiar. Y no se trata acá de cambiar, digamos, de una manera no económicamente viable, porque eso en el largo plazo no es viable. No es viable política ni económicamente. Y creo que esa es una de las grandes tareas que el G20 tiene por delante.” 280  “… el G20 no es un mecanismo de implementación. Las decisiones … se acuerdan obviamente si estos países que integran el G20 … se ponen de acuerdo, … es muy posible que … si hay voluntad política de ponerlo en práctica se implemente, donde corresponda, en los organismos internacionales, sea Naciones Unidas, la FAO, la OIT, la OMC, el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, pero lo más importante es que se implementen en la legislación de cada país, que efectivamente se pongan en práctica las decisiones y coordinadamente. Coordinadamente no significa que uno tenga que estar negociando cada cosa que hace, pero que la orientación global vaya en la dirección de lo que se acordó. Y ahí los parlamentos son cruciales, es decir, Uds. son los que juegan el papel de que esas decisiones que se adoptan en el G20 tengan efectos prácticos en cada uno de nuestros países. Y no solamente en cada uno de nuestros países, porque hay que tener en cuenta que el G20 es un mecanismo que tiene un impacto a futuro”. 281  “… básicamente mi mensaje a Uds. parlamentarios es que hagan advocacy como se dice en inglés, en sus propios países para que efectivamente podamos tener … una buena declaración …”. 282 “Quiero agradecer sobretodo la iniciativa tuya Connie y Juan de Dios cuando empezamos a hablar hace casi un año, para hacer este foro en ocasión del G20, y también agradecer por supuesto a los anfitriones, al presidente de la cámara de diputados y a Gabi Michetti que ya se fue, la vicepresidente, porque efectivamente el brindar esta casa, es decir, el Congreso de la Nación Argentina para esto, es una cuestión muy importante.” 283 “Quiero decirles en nombre del gobierno argentino que para nosotros es obviamente un gran honor tener la presidencia del G20. A todos los países que cada uno de Uds. representa les agradecemos el habernos confiado esta tarea que a lo largo de este año 2018 desde diciembre pasado, nos ha permitido desarrollar toda una agenda y poner en valor lo que nosotros entendemos puede ser un aporte que hace la República Argentina, que es una de las economías más pequeñas en el contexto del Grupo de países G20, y que además somos un país del sur, no somos un país de la centralidad. Pero precisamente por estas dos condiciones creemos que podemos hacer un aporte construyendo un puente ya que no somos de los primeros actores.” 284 “La verdad que nos ha tocado un año no simple, por no decir difícil, para ejercer esta Presidencia del G20. Creo que todos Uds. como líderes parlamentarios tienen claro que vivimos en un mundo en una gran transición, que estamos redefiniendo el escenario internacional. Hay algunas de las variables que todos conocimos que se aprestan a concluir, hay otras variables que están naciendo, y en esta posibilidad de rediscutir el mundo en el que viviremos, es realmente un momento de inquietud, es un momento de desafíos, pero este momento es también una oportunidad.” 285 “Como todos conocen, nosotros le hemos propuesto a todos los miembros del G20 que podamos tener como lema de esta Presidencia “Construir un Consenso en conjunto para que logremos llevar adelante un Desarrollo Equitativo y Sostenible.” 286 “Uds. son como parlamentarios quienes están más en directo contacto con el votante. Uds. son los elegidos del pueblo para repre-


237 G20287 desde nuestra perspectiva como país anfitrión, focalizando en el impulso del diálogo y la promoción del consenso288; y se refirió también a cada uno de los temas de agenda del G20: el futuro del trabajo289; infraestructura para el desarrollo290; seguridad alimentaria291; equidad de género292; comercio y el cambio climático293. Al concluir Faurie aseguró frente a los líderes parlamentarios del G20 que Argentina ofrecería una presidencia exitosa.294 Sus augurios se cumplieron sobradamente, superando las expectativas de todos.

sentar la voluntad del pueblo en la gestión del Estado. Y hoy los pueblos, los que son los votantes de Uds., piden muy específicamente como son las sociedades en las que quieren vivir. Y obviamente quieren equidad, quieren justicia, y quieren sustentabilidad de aquello que construyen. Que el bienestar que logran en este día sea duradero por el próximo tiempo.” 287 “Nosotros percibimos que en este momento hay muchas diferencias en las posiciones particularmente entre aquellos países que tienen un papel protagónico por la entidad de su economía, por la entidad de su política, por el rol histórico que les ha tocado cumplir en diferentes momentos, y nosotros que no somos ni lo uno ni lo otro, y tenemos un poquito de todo esto, queremos ayudar a construir ese entendimiento señalándole a todos cual es el común denominador que tenemos en ese camino.” 288 “Creo que todos Uds. recuerdan que, en 2008, el mecanismo del G20 era un mecanismo solo económico-financiero, nos permitió por el diálogo no sólo técnico de los ministros de economía y finanzas sino por el diálogo de los lideres tratar de intervenir para encontrar una respuesta a aquel momento crítico que se había producido en el sistema financiero internacional. El diálogo y la búsqueda del consenso entre los líderes en 2008 demostró que la forma de enfrentar los problemas era de hacerlo en conjunto, y de alguna manera logramos evitar en aquella instancia no todos los efectos indeseables que fueron muchos, y que realmente afectaron mucho a nuestras poblaciones, pero se logró evitar los peores efectos y no repetir por ejemplo la crisis de 1930. Uno de los elementos que salió de esta forma de trabajar es que no se pueden resolver los grandes problemas en forma aislada solo por un grupo de países. Que todos tienen que participar. Y esto ha quedado enormemente enfatizado por el tipo de vida que llevamos hoy adelante. Todos somos parte de un mundo globalizado, participando de este mundo globalizado que además sufre una revolución tecnológica sin precedentes hasta este momento, la capacidad de respuesta sólo puede provenir de actuar y dialogar en conjunto y buscar entendimiento que permitan unir las diferentes visiones que hay.” 289 “En el G20 estamos trabajando con la idea de preocuparnos del futuro del trabajo que es un tema que sin duda cada uno de los parlamentos de los países que cada uno de Uds. representan, tiene una gran inquietud, porque es una de las demandas de nuestras poblaciones, el trabajo se está transformando, se hace de una manera diferente, los trabajadores se sienten amenazados por las tecnologías, y por lo tanto preguntan a sus representantes como va a ser mi vida mañana.” 290  “Tenemos que trabajar además para que haya infraestructura que permita acompañar las revoluciones tecnológicas, y no estamos hablando simplemente de caminos, de puentes, de aeropuertos, estamos hablando de infraestructura que le dé acceso a todos al mundo digital, al mundo de las nuevas tecnologías, y por lo tanto este es otro de los puntos que vamos a discutir a lo largo de este G20.” 291  “No tenemos que olvidarnos en ese camino también tenemos que asegurar que nuestros pueblos puedan continuar creciendo, y un elemento fundamental que la Argentina remarca en esta Presidencia es que para crecer necesitamos alimentarnos. No lo hacemos de generosos que somos. Lo hacemos porque somos un país que es uno de los más grandes y eficientes productores agropecuarios en el mundo. Queremos además de decirle no dejen de atender el camino de la sustentabilidad alimentaria, queremos vender también nosotros nuestra comida.” 292  “Y además le hemos puesto como lo acaba de recordar Gabriela Cuevas Barrón el tema de la perspectiva de género. En este momento una de las cuestiones que es y no por nada Emilio Monzó eligió este salón para la reunión que el nombre de Delia Parodi que fue una de las primeras parlamentarias mujeres, o las mujeres parlamentarias que han destacado en Argentina para recordar que el elemento del género es particularmente importante y que de esto tiene que ser en todos los órdenes de la vida para que haya una absoluta igualdad entre hombres y mujeres.” 293  “Este año que no es fácil en el acontecer internacional tiene dos preocupaciones fundamentales: el comercio y la situación del clima o el cambio climático. Tenemos que seguir trabajando para ir marcando los consensos. De alguna manera, en los trabajos preparatorios como son los Grupos de Trabajo que se han reunido a nivel ministerial, el G20 ha logrado hacer aportes en el consenso de que tenemos que tener un comercio con reglas pero que tenemos que reformar las reglas del comercio que estamos aplicando y también reformar la Organización un poco madre de este tema. En materia de cambio climático tenemos que seguir luchando para todos construir un consenso que nos permita preservar lo que todos llamamos la casa común.” 294 “Argentina está hoy a menos de 29 días de la Cumbre de Líderes. Es uno de los desafíos más grandes de nuestra política exterior. No solo estamos honrados, sino que estamos sumamente conscientes y terriblemente preparados. Y tenemos la expectativa de poder hacer un excelente G20 con una situación de acotar los gastos al país que somos y a las posibilidades que tenemos, pero estamos seguros que los líderes de los países que Uds. representan se sentirán seguramente bien acogidos y al mismo tiempo que los resultados de esta cumbre serán auspiciosos para nosotros como Argentina, pero para el mundo se necesita construir consenso para juntos vivir en un mundo mejor. Muchísimas gracias.”


238 ¿Quiénes son nuestros líderes parlamentarios? Woodrow Wilson estaba convencido de que todas las naciones del mundo tenían un interés en común por la paz y, en consecuencia, estarían dispuestos a unirse para sancionar a aquellos que la rompieran. A raíz de ello propuso defender el orden internacional basado en el consenso moral del amor por la paz. Para institucionalizar ese consenso propuso la Liga de las Naciones. Desde su perspectiva había dos cambios importantes para hacer en la gobernanza internacional: “primero, la difusión de los gobiernos democráticos en todo el mundo, y luego, la elaboración de ´una nueva y más saludable diplomacia´ basada ´en el mismo alto código de honor que exigimos a los individuos´” (Kissinger:1994). Un rápido repaso acerca de los líderes parlamentarios que participaron de las reuniones del P20 en Buenos Aires y Tokio nos ayudará a responder la pregunta que nos formulamos. Debemos comprender, sin embargo, que el hecho de representar a su parlamento en este ámbito privilegiado importa la capacidad de influir de un modo u otro en la agenda parlamentaria global, así como en el interés y la percepción de los otros sobre sus respectivas naciones.

Akiko Santo

nació el 11 de mayo de 1942 en Tokio, Japón. Estudió en la sede de Shinjuku de

Bunka Fukusō Gakuin, una escuela vocacional especializada en la enseñanza de diseño de moda y disciplinas relacionadas en la que se destacan alumnos como Kenzo Takada, creador de la marca Kenzo. Es sobrina nieta de Kodama Ryōtarō, una legisladora japonesa que vivió entre 1872 y 1921. Ingresó al mundo del espectáculo

a la edad de 11 años, trabajando como actriz en programas de televisión y en películas. Fue, además, periodista. Una vez dedicada a la política fue elegida miembro de la cámara de los consejeros, por primera vez, en 1974, y reelecta en 1980, 1986, 1995, 2001, 2007, 2013 y 2019. Pertenece al partido liberal democrático (LDP), que gobierna Japón desde el año 1955, con excepción de períodos muy cortos, entre 1993 y 1994, y de 2009 a 2012. Fue viceministra parlamentaria de medio ambiente durante el gabinete del PM Masayoshi Ohira y ministra de estado y directora general de la agencia de ciencia y tecnología durante el gabinete del PM Toshiki Kaifu. En 2007 fue elegida vicepresidenta de la cámara de los consejeros. Luego de ser reelecta por octava oportunidad como senadora, el 21 de julio de 2019, fue elegida presidenta de ese cuerpo legislativo, desde donde expresó su esperanza en acelerar el debate de la constitución de Japón, anterior a la Segunda Guerra Mundial. El 4 de noviembre de ese mismo año presidió el P20.


239 Federico Pinedo

Gabriela Cuevas Barrón

nació el 29 de diciembre de 1955 en Buenos Aires, Argentina. Es un abogado y político que pertenece al partido Propuesta Republicana (PRO). Fue presidente provisional del Senado entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019. Durante las doce horas entre el primer minuto del 10 de diciembre de 2015 hasta la jura ese mismo mediodía del presidente electo Mauricio Macri, tuvo a su cargo el ejercicio del poder ejecutivo nacional por aplicación de la ley de acefalía. Es bisnieto del intendente de la ciudad de Buenos Aires a fines del siglo XIX, de nombre homónimo, y nieto del economista también de nombre homónimo, quien se desempeñó como ministro de hacienda en los gobiernos de Agustín P. Justo, Roberto Ortiz, y José María Guido. Se recibió en la Universidad de Buenos Aires (UBA) en 1978. Fue diputado nacional entre los años 2003 y 2015, durante tres períodos. Activo miembro de la delegación argentina ante la Unión Inter-Parlamentaria (UIP), donde integró el comité de los derechos humanos de los parlamentarios. Representó a su país en el P20 Japón 2019 y copresidió el P20 en Buenos Aires junto a Emilio Monzó, presidente de la cámara baja, en 2018.

nació en ciudad de México, Estados Unidos de México, el 3 de abril de 1979. Actualmente es diputada. Se dedica a la política desde hace más de 20 años. Fue senadora desde septiembre de 2012 hasta julio de 2018. Preside la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) desde el 2017, con mandato hasta fines del 2020. Fue miembro del comité de la UIP para promover el respeto del derecho internacional humanitario (2014- 2016, que presidió durante el primer año), y auditora interna en 2017. Se involucró por primera vez en política a los 15 años, cuando se unió al Partido de Acción Nacional (PAN), al cofundar la Fundación Educa México. Estudió ciencias políticas en el Instituto Tecnológico Autónomo de México (2001) y asistió a seminarios y cursos en comunicación política, gestión pública y teoría política en universidad e instituciones de capacitación en México y en el extranjero. En su carácter de presidenta de la UIP copresidió los P20 celebrados en Argentina y en Japón en 2018 y 2019.


240 Abdullah ibn Muhammad Al ash-Sheikh

George J. Furey

nació en Diriyah en 1948. Pertenece a una conocida familia de eruditos religiosos sauditas, Al ash- Sheikh. Fue educado por su padre, Muhammad ibn Ibrahim Al ash-Sheikh, ex Gran Muftí de Arabia Saudita. También estudió la interpretación de los principios del Corán y la jurisprudencia con el jeque Abdulrazaq Afifi. Asistió al Colegio Shariah en Riad, renombrado como Universidad Islámica Muhammad Bin Saud, graduándose con una licenciatura en Sharia en 1975. Con posterioridad estudió Sharia en la Universidad Al-Azhar en El Cairo, Egipto, regresando a Arabia Saudita para obtener un doctorado en Fiqh en la universidad saudita Imam Mohammed bin en 1987. Fue profesor en la universidad islámica Sharia College of Imam Muhammed bin Saud hasta su nombramiento como ministro de justicia en noviembre de 1992, desde donde impulsó a pedido del Rey reformas judiciales que fueron aprobadas en octubre de 2007. Dos años más tarde fue nombrado presidente de Majlis ash Shura en 2009, cargo que ocupa en la actualidad. Participó de las seis reuniones parlamentarias del G20 organizadas en 2010, 2011, 2012, 2013, 2018 y 2019, habiendo sido el anfitrión en 2012.

nació en San Juan de Terranova (St. Johns’s), capital de la provincia de Terranova y Labrador, Canadá, el 12 de mayo de 1948. Egresado de la Memorial University con dos licenciaturas, en artes y en educación en 1970; y una maestría en educación en 1976. Como educador, fue directivo de la Roman Catholic School de su ciudad, y supervisor principal de la Placentia-St. Mary ś Roman Catholic School. Al finalizar su carrera como educador (1969 – 1980) estudió abogacía en la Dalhousie Law School, obteniendo su título en 1983. Socio principal de la firma O B ́ rien, Furey & Smith. En 1996 fue designado consejero de la Reina. En 1999 ingresó al senado por el partido liberal, pero en 2014, a petición de Justin Trudeau, junto al resto de sus pares de la misma bancada, siguió actuando como senador independiente o no afiliado. El 3 de diciembre de 2015 fue designado presidente del senado, desde donde desarrolla una activa diplomacia parlamentaria. Participó del P20 Japón 2019.


241 Scott Michael Ryan

nació en Brisbane, Queensland, Australia, el 12 de mayo de 1973, pero creció en Essendon, Victoria. Educado en el St. Kevin ś College, en Melbourne, se graduó en la Universidad de Melbourne con un bachillerato en Artes. Comenzó su carrera como tutor de ciencias políticas en St Mary ś College, en Melbourne. Luego trabajó en asuntos corporativos para la compañía farmacéutica GlaxoSmithKline. Fue investigador del Institute of Public Affairs de Melbourne. Fue vicepresidente de la Victorian Division del Partido Liberal. Es senador desde el 2008. Fue secretario parlamentario del ministerio de educación desde 2013 en varias oportunidades, así como ministro. El 13 de noviembre de 2017 fue elegido presidente del senado, reelegido el 2 de julio de 2019. Participó del P20 Japón 2019, la primera y única de las reuniones parlamentarias del G20 en las que participó Australia.

Wan Exiang

nació en Gongan, Hubei, China, en 1956. Entre 1977 y 1981 estudió idiomas en la Universidad de Wuhan. Entre 1981 y 1986 estudió derecho en la misma universidad. Entre 1986 y 1988 obtuvo un doctorado en Yale University en los EE.UU., como estudiante visitante. Ese mismo año obtuvo otro doctorado en la Universidad de Wuhan. Desde 1977 es vicepresidente del comité provincial de Hubei del comité revolucionario del Kuomintang chino (RCCK). Entre 1998 y 2003 fue miembro del comité nacional del CPPC. En 2000 fue designado presidente del tribunal supremo del pueblo de China. En 2013 se convirtió en vicepresidente del comité permanente de la asamblea popular nacional china. Participó del P20 Japón 2019.

Mark Allan Takano

nació en Riverside, California, EE.UU., en 1960. Es Sansei, nieto de personas nacidas en Japón que emigraron a los EE.UU. De hecho, su familia fue reubicada en un campamento en los Estados Unidos durante la Segunda Guerra Mundial. Graduado de la Universidad de Harvard con una licenciatura en Gobierno en 1983. Posteriormente se graduó con un MFA en Creative Writing for the Performing Arts en la Universidad de California, en Riverside, en el 2010. Enseñó literatura británica en escuelas públicas durante veintitrés años. Fue miembro del Partido Republicano hasta que ingresó a la universidad. Con posterioridad se pasó al Partido Demócrata. En 1990 fue elegido miembro de la Junta de Síndicos de Riverside Community


242 College. Ganó sus primeras elecciones legislativas en 1992, ingresando a la Cámara de Representantes. En 2012 se convirtió en la primera persona de color abiertamente gay en ser elegida para el Congreso estadounidense. Actualmente se desempeña como presidente del Comité de Relaciones con los Veteranos de Guerra de la Cámara de Representantes y es miembro del Comité de Educación y Trabajo. Representó al Congreso de los EE.UU. en el P20 Japón 2019.

Moon Hee-sang

nació en Ganeung-dong, Uijeongbu, Corea del Sur, el 3 de marzo de 1945. Es licenciado en derecho por la Universidad Nacional de Seúl. Comenzó su carrera política como asesor político principal del presidente Kim Dae-jung. Fue director de la oficina de planificación y coordinación del servicio nacional de inteligencia de Corea; jefe de gabinete del presidente Roh Moo-hyun; presidente del Partido Uri; vicepresidente de la 18o asamblea nacional; presidente del comité de emergencia del Partido Unido Democrático; presidente del comité de emergencia de la Nueva Alianza Política para la Democracia. Parlamentario durante seis períodos, miembro de la14a, 15a, 16a, 17a, 18a, 19a y 20a asamblea nacional de Corea. Ha recibido la orden de mérito de servicio en 2003 (rayas amarillas) y en 2005 (rayas azules), y el premio Baekbong en 2014. Representó a Corea en el P20 Japón 2019.

Carole Bureau-Bonnard

nació en La Fère (Aisne), Francia, el 9 de agosto de 1965. Es masajista fisioterapeuta. Es una política francesa miembro del partido La République en March. Fue elegida como legisladora miembro de la asamblea nacional francesa el 18 de junio de 2017, en representación del departamento de Oise. Militó previamente en el Partido Socialista. Desde su ingreso al parlamento, ha sido miembro del comité de defensa y, hasta 2019, vicepresidenta, durante el liderazgo del presidente Richard Ferrand, siendo responsable primaria de las relaciones internacionales. En ese carácter participó en 2018 del P20 organizado por Argentina, junto a su par del senado, el vicepresidente Phillipe Dallier.

Sumitra Mahajan

nació en Chiplun, Maharashtra, India, el 11 de abril de 1943. Nació en la familia Chitpavan Brahmin. Abogada egresada de Indore


243 University. Posee una maestría en psicología de la misma universidad. Fue vicealcalde de su pueblo entre 1984 y 1985. Elegida por primera vez como legisladora en 1989. En 1991 presidió la Mahila Morcha, el ala de mujeres del partido Bharatiya Janata. Fue reelegida como legisladora en 1991, 1996, 1998, 1999, 2004, 2009 y 2014. Fue ministra en carteras sociales y económicas clave en el gobierno de India. Entre 2014 y 1029 presidió la Lok Sabha, la cámara baja del parlamento de India, desempeñando activamente la diplomacia parlamentaria. En ese carácter presidió el capítulo indio de la Commonwealth Parliamentary Association, y participó en 2018 del P20 en Buenos Aires, Argentina.

2008 fue nombrado ministro de defensa de Silvio Berlusconi hasta noviembre de 2011. En diciembre de 2012 creó un nuevo partido conservador, Fratelli d›Italia, asumiendo su presidencia en 2013. En 2018 es elegido senador y se convierte en vicepresidente del cuerpo, bajo cuyo título representó a Italia en los P20 de Buenos Aires en 2018 y Tokio en 2019.

Puan Maharani Nakshatra Kusyala Devi

Ignazio Benito Maria La Russa

nació el 18 de julio de 1947 en Paternò, Catania, Sicilia, Italia. A los 13 años se mudó con su familia a Milán, donde su padre ejercía la abogacía. Asistió a la universidad en el cantón suizo de habla alemana de St. Gallen, donde obtuvo una licenciatura en derecho en la Universidad de Pavía. Fue oficial de reserva del ejército regular y abogado penalista. En 1985 fue elegido consejero regional de Lombardía, por el partido Movimento Sciale Italiano (MSI), y reelegido en 1990. En las elecciones generales de abril de 1992 fue elegido miembro del parlamento, ingresando en la cámara baja. En 1993 fue vicepresidente de la Alianza Nacional (AN), sucesora del MSI. En 1993 fue reelegido diputado, al igual que en 1996, 2001 y 2006. En mayo de

nació en Yakarta, Indonesia, el 6 de septiembre de 1973. Es la única hija y la más pequeña de los hijos del ex presidente y líder del PDI-P, Megawati Soekarnoputri, y nieta del presidente fundador de Indonesia, Sukarno. Su padre fue Presidente de la Asamblea Consultiva del Pueblo de Indonesia entre el 2009 y hasta su muerte en 2013. Graduada en Ciencias de la Comunicación en la Universidad de Indonesia en 1995. Después de la caída de Suharto en 1998, se involucra en política. Durante los años de la presidencia de Megawati Sukarnoputri (2001-2004), acompañó a su madre –también involucrada en política- en visitas oficiales nacionales y extranjeras además de participar y organizar eventos sociales. En 2008, siendo directora del ala de empoderamiento de la mujer del partido, fue presentada por Megawati como su sucesora. En 2009 accede al parlamento, integrando la Agencia para la Cooperación Interparlamentaria, siendo posteriormente reelegida. Entre el 2012 y el 2014 presidió la fracción PDI Perjuangan en el DPR RI. Entre 2014 y 2019 fue Ministra


244 Coordinadora de Desarrollo y Cultura de Indonesia. Con posterioridad a las elecciones de 2019 además de reelegir se convierte, el 1º de octubre de ese año, en la primera mujer en presidir el parlamento de Indonesia. Apenas un mes después, en noviembre de 2019, participó del P20 Japón 2019.

Alexander Zhukov

nació en Moscú, Rusia, el 1º de junio de 1956. Egresado como economista de la Universidad Estatal de Moscú. Con posterioridad estudió matemáticas, y se perfeccionó con cursos de economía superior en la Comisión para la Planificación del Estado de la URSS. En 1991 recibió un diploma de Harvard Business School de los Estados Unidos de América. Se especializó en el campo de la legislación monetaria, fiscal y aduanera. Desde 1978 trabajó en el Instituto de Investigación del Sistema de la Academia de Ciencias de la URSS. Entre 1980 y 1991 fue empleado de la Dirección Principal Monetaria y Económica del Ministerio de Finanzas de la URSS, experto principal, experto jefe, jefe adjunto, jefe del departamento de financiación de las relaciones económicas exteriores. Entre 1986 y 1989 fue miembro del Consejo de los Diputados del Pueblo del Distrito de Bauman. Entre 1991 y 1993 fue vicepresidente de JSC Avtotraktoroexport. Entre 1994 y 1995 fue diputado de la Duma. En 1995 fue elegido miembro del Consejo Coordinador del movimiento “¡Adelante Rusia!”, liderado por Boris Fedorov, y presidente de la organización

regional del movimiento en Moscú. Entre 1996 y 1999 volvió a ser diputado de la Duma. Entre 2000 y 2003 fue nuevamente diputado de la Duma, presidiendo la Comisión de Presupuesto e Impuestos, así como miembro de la Comisión de Deuda del Estado y Activos Extranjeros de Rusia. Entre diciembre de 2003 hasta marzo de 2004 volvió a ser diputado de la Duma. Entre el 9 de marzo de 2004 al 20 de diciembre de 2011 fue vice primer ministro de Rusia. El 4 de diciembre de 2011 volvió a ser elegido para la Duma, siendo elegido primer vicepresidente. En septiembre de 2016 es nuevamente elegido diputado de la Duma. Es presidente del Comité de Juegos Olímpicos de Invierno de 2022 y como tal miembro del Comité Olímpico Internacional (IOC). Fue, además, presidente de la Federación Rusa de Ajedrez entre el 2003 y el 2009. Ha recibido numerosos honores. Como vicepresidente de la Duma participó del P20 Japón 2019.

Thandi Ruth Modise

nació en Huhudi, cerca de Vryburg, Sudáfrica, el 25 de diciembre de 1959. La menor de seis hijos. Su padre fue trabajador ferroviario y un activista del congreso nacional africano (ANC). Por un incidente con la policía en un levantamiento de estudiantes en 1976 decidió abandonar el país y unirse al Umkhonto we Sizwe (MK) en el exilio. Ese mismo año se deslizó por la frontera hacia Botswana. Con posterioridad la ANC la transfirió a Angola para recibir entrenamiento militar en los campos de Nova-Katenga y Funda, donde la presencia de


245 mujeres era mínima. Recibió también educación política, en aulas al aire libre, en Dar es Salaam, Tanzania. Con el tiempo se convirtió en comandante. En 1978 regresó a Sudáfrica para trabajar como agente del MK. Fue arrestada en 1979, embarazada de cuatro meses. Recibió una sentencia de prisión de ocho años que cumplió en Kroonstad. Estudió en cautiverio, licenciándose en psicología industrial y economía. Fue liberada en 1988. Comenzó la rama de la Liga de Mujeres del Congreso Nacional Africano (ANCWL) en Huhudi, y participó de la fundación de la Clínica Comunitaria Lesedi. Fue vicepresidenta de la ANCWL de 1991 a 1993, puesto que ocupó hasta el 2004. Fue elegida por primera vez como legisladora en 1994. Fue presidenta de varias comisiones parlamentarias, presidiendo entre otras un comité especial para la ratificación de la Convención para la Eliminación de Todas las Formas de Discriminación contra la Mujeres. Fue, además, presidenta de la Legislatura de la Provincia del Noroeste (de 2004 a 2009) y Premier de esa misma provincia (de 2010 a 2014). Actualmente es miembro del Comité Ejecutivo Nacional de la ANC. Fue Vicepresidenta y Presidenta interina de la Liga de Mujeres del ANC. También fue subsecretaria general de la ANC de 2007 a 2012, entre otros cargos. Preside el Consejo Nacional de Provincias de Sudáfrica. En ese carácter, participó de las reuniones de P20 en Buenos Aires (2018) y Tokio (2019).

Mustafá Şentop

nació en Tekirdağ, Turquía, el 12 de junio de 1968. Se graduó como abogado en la Facultad de Derecho de la Universidad de Estambul, y obtuvo una maestría y un doctorado en derecho público en la Universidad de Mármara, donde posteriormente se dedicó a la investigación. Se convirtió en profesor asociado en 2005 y profesor en 2011. Ha sido escritor y editor de revistas jurídicas, así como consejero editorial. Fue presidente de la sucursal de Estambul del Centro de Investigación Económico y Social de Turquía (ESAM). En el ámbito político se desempeñó como vicepresidente del Partido AK entre 2012 y 2015. Fue elegido miembro del Parlamento de Estambul en tres oportunidades. Con posterioridad, elegido como legislador nacional, fue designado presidente de la Gran Asamblea Nacional el 24 de febrero de 2019, cargo con el que participó del P20 Japón 2019.

Laura Rojas Hernández

nació en ciudad de México el 26 de diciembre de 1975. Es licenciada en Ciencias Políticas y Administración Pública por la Facultad de Estudios Superiores Acatlán de la Universidad Nacional Autónoma de México, de la que se recibió en el año 2000. Estudió una maestría en Gobierno y Asuntos Públicos en la misma universidad y un master en Derecho Internacional y Relaciones Internacionales en el Centro Universitario y de Investigación Ortega y Gasset de España. En 1995 se afilió al Partido Acción Nacional (PAN). En 2006 fue electa


246 diputada federal plurinominal, cargo que ejerció hasta el 2009. De 2007 a 2010 fue consejera nacional del PAN y en 2009 secretaria general del Comité Directivo Estatal del PAN en el Estado de México. En 2012 escribió el libro “oPensar México”, editado por la Fundación Rafael Preciado. Ese mismo año fue electa senadora. En 2018 fue nombrada coordinadora de enlace internacional de la campaña de Ricardo Anaya Cortés, candidato a la presidencia de México por la coalición “Por México al Frente”, que terminó perdidosa. En 2017 accedió a una banca de diputada. Es delegada permanente ante la UIP, donde presidió la Comisión de Paz y Seguridad Internacional. En 2019 fue elegida Presidenta de la Cámara de Diputados, cargo con el cual participó del P20 Japón 2019.

durante seis meses. Formó parte de la Comisión Europea liderada por Romano Prodi, entre mayo y noviembre de 2004, ocupando la Comisaría de Salud y Protección al Consumidor. Eurodiputado con mandato para los años 20142019. En 2018 participó del P20 representando a la Unión Europea en Buenos Aires, Argentina.

Gloria Dorothy Hooper

Pavel Telička

nació en Washington, D.C., EE.UU., el 24 de agosto de 1965. Es hijo del diplomático comunista checo cuando su padre trabajaba en la embajada checa en la capital de los EE.UU. Tiene doble nacionalidad. Licenciado en derecho por la Universidad Carolina de Praga. Ingresó al servicio del Ministerio de Asuntos Exteriores de Checoslovaquia para posteriormente formar parte del Partido Comunista. En la cancillería checa vivió los cambios producidos en el país Fue responsable de dirigir la negociación bilateral entre la Unión Europea y la República Checa para lograr su membresía. Ingresó en la Comisión Europea el 1º de mayo de 2004, compartiendo su comisaría con David Byrne

nació el 25 de mayo de 1939. Es una abogada británica miembro de la Cámara de los Lores del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte. Fue educada en La Sainte Union Convent High School, Southampton, y la Royal Ballet School. Asistió a la University of Southampton, donde recibió una licenciatura en derecho en 1960, y en la Universidad Central del Ecuador, donde fue becaria de la Fundación Rotary. Fundó la Escuela Británica de Quito en septiembre de 1995. Fue asistente de John Lewis Partnership entre 1960 y 1961 y editora de Sweet & Maxwell, Law Publishers entre 1961 y 1962. Entre 1962 y 1967 fue directora de información del Ayuntamiento de Winchester y de 1967 a 1972 abogada asistente de Taylor & Humbert. Entre 1972 y 1973 fue asesora legal de Slater Walker France S.A. Entre 1974 y 1984 socia de Taylor & Humbert (ahora Taylor, Wessing). Como miembro activo del Partido Conservador, fue candidata en las elecciones al Parlamento Europeo en 1979, resultando ganadora, siendo eurodiputada hasta el año 1984. En 1985 ingresó a la Cámara de los Lores, donde sigue siendo miembro, habiendo llegado


247 a ser su vicepresidenta. Entre 1999 y 2001 fue Secretaria Privada Parlamentaria del Secretario de Relaciones Exteriores William Hague; y Subsecretaria de Estado Parlamentaria en los Departamentos de Salud (1989- 1992), Energía (1988-1989) y Educación (1987-1988). Fuera del parlamento británico se desempeña como Gobernadora del Centro de Estudios Globales de Energía y como vicepresidenta de Canning House, una organización que busca estimular la comprensión y el compromiso entre Gran Bretaña y el mundo de habla hispana. Es una de las líderes de la delegación británica ante la UIP y ante el Consejo de Europa. Preside el grupo parlamentario de amistad con Latinoamérica. En ese carácter, participó del P20 Argentina 2018.

En 2014 ganó las elecciones a senador nacional. Antes de terminar el mandato volvió a ganar las elecciones, esta vez como gobernador. Antes de asumir el cargo representó a Brasil en el P20 Argentina 2018.

Till Mansmann

Gladson de Lima Cameli

nació en Cruzeiro do Sul, Brasil, el 26 de marzo de 1978. Es ingeniero, empresario y político, afiliado al Partido Progresista (PP). Fue elegido Gobernador del Estado de Acre en las elecciones generales de 2018. Es sobrino del ex gobernador del estado Orleir Cameli, quien gobernó entre 1995 y 1999. A los 19 años estudió inglés en la EF International School of English en Inglaterra. En 1997 se asoció a Marmud Cameli Cia. Ltda. Fue además responsable técnico de la constructora ETAM Ltda. de Manaos en 2005. Comenzó su carrera política a los 28 años como miembro del PP, al que unió en 2005. Fue elegido diputado federal por primera vez con mandato para los años 2007 – 2011, siendo posteriormente reelegido para los años 2011 – 2015.

nació en Mannheim, Baden-Württemberg, Alemania, el 8 de enero de 1968. Es un político alemán que representa al Partido Democrático Libre (FDP). Es miembro del Bundestag desde el 2017. Después de graduarse de la escuela secundaria en Denzlingen hizo su servicio militar como soldado temporal. A partir de 1989 estudió física con las materias subsidiarias de matemáticas, química y filosofía en Heidelberg y Frankfurt am Main y se graduó en 1997. Durante sus estudios trabajó como periodista y realizó pasantías en varias editoriales. Entre 1997 y 1999 fue editor y luego jefe de departamento de medios impresos e internet en Kress Report. Como legislador es miembro de la Comisión de Trabajo y Asuntos Sociales y de la Comisión de Cooperación y Desarrollo Económico del Bundestag. Participó del foro previo al P20 Argentina 2018.


248 Ana Pastor Julián

Jan Anthonie Brujin

nació en Cubillos, Zamora, España, el 11 de noviembre de 1957. Licenciada en Medicina y Cirugía por la Universidad de Salamanca. Ocupó diversos cargos de responsabilidad política entre los que destacan su nombramiento como directora general de la Mutualidad General de Funcionarios Civiles del Estado (MUFACE), subsecretaria del Ministerio de Educación y Cultura en enero de 1999, subsecretaria del Ministerio dela Presidencia en mayo de 2000 y subsecretaria del Ministerio del Interior desde marzo de 2001 hasta julio de 2002. Fue elegida diputada por Pontevedra en las elecciones a Cortes Generales del 2000. Fue reelecta en varias oportunidades. Entre julio de 2002 y abril de 2004 fue Ministra de Sanidad y Consumo. Entre diciembre de 2011 y julio de 2016 Ministra de Fomento. Con posterioridad accedió a la presidencia del Congreso de los Diputados con el apoyo del presidente del Partido Popular, Mariano Rajoy. Tras la toma de posición se convirtió en la segunda mujer que presidió la Cámara Baja española. A lo largo de su carrera ha recibido múltiples condecoraciones, entre las que destacan la Real Orden de Carlos III, la Gran Cruz de la Orden del Mérito Civil, y la Gran Cruz de la Orden Militar de Cristo de la República Portuguesa. El 3 de diciembre de 2019 fue electa vicepresidenta 2a del Congreso de los Diputados. Como presidenta de esa cámara participó del P20 de Buenos Aires, Argentina, en noviembre de 2018.

nació en La Haya, Países Bajos, el 7 de febrero de 1958. Se convirtió en Senador en 2012. Fue portavoz de Salud y Educación, y vicepresidente de la Comisión de Salud, Bienestar y Deporte. Estudió medicina en Baltimore (John Hopkins University), en los EE.UU. y en Rotterdam (Erasmus University). Obtuvo su doctorado y se especializó en patología clínica en la University of Leiden y en Harvard University, también de los EE.UU. Completó sus estudios con seminarios sobre innovación y futuro de la atención médica en Fontaineblueau (INSEAD Summer School, 2001, 2003). Desde 1996 es profesor de patología en el Centro Médico de la Universidad de Leiden. En 2010, 2012 y 2016 fue presidente del Comité de Redacción del manifiesto político nacional para el Partido Holandés por la Libertad y la Democracia (VVD). Fue miembro y presidente de varias juntas nacionales de asesoramiento y supervisión institucional en los campos de la educación superior y la asistencia sanitaria. Fue miembro Consejo Nacional de Educación de la Corona y presidente del Consejo Nacional de Ciencia, Tecnología e Innovación y de la Sociedad Internacional de Patología Renal. Es miembro de la Royal Dutch Society for Sciences y presidente de la junta de supervisión de la Universidad de las Artes de Amsterdam. Desde el 2 de julio de 2019 preside el Senado. Casi estrenando ese cargo participó del P20 Japón 2019.


249 Maya Alejandra Fernández Allende

nació en Santiago, Chile, el 27 de septiembre de 1971. Es nieta del ex presidente Salvador Allende Gossens y sobrina de la senadora Isabel Allende. Tras el golpe de estado de 1973 su familia se exilió en Cuba, regresando a Chile en 1990, a los 21 años. Es bióloga y veterinaria egresada de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Chile. En 1992 se incorporó al Partido Socialista de Chile. En 2002 trabajó para el Servicio Agrícola y Ganadero chileno. Entre el 2006 y el 2012 formó parte de la dirección de relaciones económicas internacionales como encargada de temas sanitarios y fitosanitarios de los tratados y acuerdos comerciales firmados por Chile. En las elecciones municipales de 2008 fue electa concejal independiente por la Municipalidad de Ñuñoa, con el apoyo de la Concertación de Paridos por la Democracia. En noviembre de 2014 fue electa diputada por la Región Metropolitana, y reelecta en 2018. Presidió la Cámara de Diputados entre el 11 de marzo de 2018 y el 19 de marzo de 2019. En ese carácter, participó del P20 Argentina 2018.


250 Analizados sus antecedentes los lectores coincidirán que se trata de un grupo de líderes parlamentarios que junto a otros no incluidos por haberme limitado a describir los antecedentes de sólo un representante por miembro del G20 e invitados, no sólo poseen una importancia institucional indudable sino, además, en conjunto, representan un interesante y valiosísimo diálogo inter-parlamentario que debería continuar y, en lo posible, ser mejorado y enriquecido progresivamente. En definitiva, la historia de la humanidad es la historia de los hombres y mujeres que la protagonizan.295

295 Si bien hay innumerables publicaciones sobre historia que hacen hincapié en las relaciones humanas de los líderes y sus personalidades, me parece interesante mencionar, como ejemplo, un libro reciente (2020): “The Human Factor”, de Archie Brown, publicado por Oxford University Press, cuya tesis es que el fin de la guerra fría no estuvo motivado necesariamente en una presunta imposibilidad de la URSS de seguir compitiendo económica y militarmente contra occidente, sino en especial y fundamentalmente en el rol desempeñado por Mikhail Gorbachev, Ronald Reagan y Margaret Thatcher, tres de los principales líderes mundiales durante la segunda mitad de la década de los años ochenta.


Los desafíos que vienen

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

251

El principal desafío de nuestras sociedades modernas es lograr un desarrollo humano sostenible, sin dejar a nadie atrás, tal como lo esgrime el Acuerdo 2030. Para eso necesitamos el compromiso de todos, en especial de aquellos que ocupan posiciones de liderazgo. Los parlamentarios individualmente e institucionalmente en conjunto, como parlamentos, deben hacer su parte, cumpliendo del modo más eficiente y eficaz posible con las funciones de legislación –incluyendo las potestades en materia de relaciones exteriores, diplomacia parlamentaria y relaciones internacionales-, control parlamentario y aprobación presupuestaria; constituyendo además la principal herramienta para dialogar y gestionar consensos en formal plural y participativa. El planeta y nuestras sociedades dependen cada vez más de desafíos globales, circunstancia que torna imperativo incorporar a los parlamentos al sistema de gobernanza global. Señalan los líderes parlamentarios en la declaración del G20 Argentina 2018: “Estamos convencidos que, en vista de la creciente interdependencia de nuestras sociedades y las crecientes amenazas a las democracias del mundo, el sistema global de gobiernos necesita ser fortalecido para que refleje más claramente las perspectivas e intereses de las personas de todo el mundo, incluyendo a los grupos vulnerables. Estamos comprometidos a promover un orden global basado en multilateralismo como principio clave” (numeral 16). “Nuestra Cumbre de Presidentes de Parlamentos de Estados miembros


252 del G20 y países invitados se basa en el paradigma “a desafíos globales, soluciones globales” y con este objetivo, reiteramos la necesidad de intensificar el diálogo y la cooperación entre nuestros estados, gobiernos y parlamentos” (numeral 17). “Además, creemos que es necesario trabajar sobre la brecha democrática en las relaciones internacionales y que la voz de nuestros Parlamentos debe ser sistemáticamente escuchada en el contexto de las reuniones multilaterales, incluidas las Cumbres de Líderes del G20. Construyendo sobre la experiencia ganada aquí en Buenos Aires, y en las Cumbres Presidenciales Parlamentarias previas en ocasión del G20, ratificamos nuestro compromiso de continuar nuestro trabajo conjunto al nivel del Parlamento Presidencial, en apoyo al proceso del G20” (numeral 19). Declaración que, con matices, fue reiterada en el P20 Japón 2019. Debe reconocerse la importancia de la primera reunión parlamentaria del G20 organizada por Canadá en 2010, verdaderamente vanguardista. Seguidamente festejar las reuniones organizadas por los parlamentos de Corea, Arabia Saudita y los Estados Unidos de México en 2011, 2012 y 2013. Sin lugar a dudas la impronta argentina al relanzar las reuniones con formato de cumbre en 2018, y la generosidad de Japón de continuar con el P20 en 2019 pese a tratarse de un año cargado de otros eventos de enorme importancia política e institucional para el país. Detrás de cada uno de estos encuentros de líderes de parlamentos del G20 hubo personas físicas, hombres y mujeres, que encararon la tarea de organizar estas reuniones con valentía, convocando a sus pares más allá de desconocer el resultado de las reuniones y de la propia convocatoria. Los que acudieron al llamado demostraron una enorme empatía, en especial aquellos que viajaron desde lugares distantes; capacidad de diálogo; compromiso para arribar a consensos; y liderazgo, no sólo nacional, hacia el interior de sus propios países, sino además y particularmente en el ámbito internacional, a través del mensaje que enviaron en su declaración. Ojalá las declaraciones conjuntas del P20 lleguen a oídos de la comunidad parlamentaria global, no sólo a los parlamentos del G20; sino también a los líderes de estado y de gobierno –sus principales destinatarios-; los grupos de compromiso, que deben ampliarse progresivamente, como de hecho parece estar ocurriendo-; y en general, a todos aquellos que por alguna circunstancia tomen conocimiento de su existencia, en particular políticos, educadores, investigadores, comunicadores, religiosos, y líderes sociales de todo tipo. En definitiva, la historia juzgará a los hombres y mujeres y a las instituciones a las que pertenecen. La gran pregunta es ¿cómo seguimos? y ¿qué desafíos enfrenta el P20?


253 Continuidad Lógicamente la continuidad y sustentabilidad del P20 constituye un primer y claro desafío. Sobre el particular, algunas reflexiones: a. b.

c.

No puede volver a ocurrir que las reuniones del G20 parlamentario, denominado P20 desde 2018, se interrumpan como ocurrió en 2014. Si bien el P20 está configurado como una cumbre de líderes parlamentarios, es importante insistir en la posibilidad de que los presidentes de parlamentos puedan delegar su representación en otra figura, tal como ocurre en la actualidad, siendo una práctica corriente en el G20, las reuniones parlamentarias del G7 y muchos otros foros.296 En caso que el parlamento del país anfitrión no pueda o no tenga voluntad de organizar el P20, debería asegurarse su realización en un país alternativo297 o, en última instancia, en Ginebra, Suiza, sede de la Unión Inter-Parlamentaria.

Formato, Oportunidad, Lugar, y Documento Final En lo posible sería conveniente que las futuras reuniones parlamentarias del G20 mantengan el formato del P20, es decir, se organicen como Cumbres de Presidentes de Parlamentos del G20. Ello más allá de la posibilidad de organizar foros y todo tipo de reuniones previas que amplíen la participación al interior de cada uno de los parlamentos e interactúen con los gobiernos y la sociedad civil de cada país, debidamente articulados con el resto de los parlamentos miembros e invitados especiales, e inclusive con la comunidad parlamentaria internacional –a través de la propia UIP-, tal como ocurre con el G20. 298 Con respecto a la oportunidad para celebrar la cumbre parlamentaria, decididamente debería ser antes y no después de la cumbre del G20, toda vez que el objetivo estratégico es influenciar en la decisión de esos líderes: “hacerse oír”. La única reunión parlamentaria del P20 de toda la serie, previa al G20, fue la organizada en Buenos Aires.

296 Si bien los parlamentos bicamerales corren con ventaja, lo cierto es que hemos visto delegaciones en vicepresidentes, presidentes de comisiones de relaciones exteriores o con otras competencias, presidentes de grupos de amistad, e inclusive legisladores que por alguna razón fueron elegidos por las autoridades de sus respectivos parlamentos. Canadá y Japón constituyen dos buenos ejemplos (senadoras Patricia Bovey y Akiko Santo). El caso alemán es para reflexionar. Aun cuando el presidente del Bundestag considere innecesaria su presencia en el P20, tal vez sería conveniente que delegara la representación del parlamento en otra figura representativa. 297  Tal como ocurrió en 2012, que se organizó en Riad, Arabia Saudita, cuando correspondía organizarlo en Francia. 298  El G20 no sólo ha incorporado a organismos internacionales, en particular a las Naciones Unidas. Además, incluye a organizaciones regionales, a través de la invitación a la cumbre de los líderes de estado y de gobierno de los países que presiden circunstancialmente las mismas, a quienes se suman invitados especiales y, por supuesto, los grupos de compromiso, si bien estos últimos con un formato diferente.


254

El lugar de realización de la cumbre parlamentaria, tal como lo mencioné anteriormente, sería ideal que coincidiera con la cumbre de líderes de estado y de gobierno del G20. Por supuesto es también estratégico que la Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 concluya con una declaración final, tal como lo hacen no sólo los líderes de estado y de gobierno del G20 sino además todos los grupos de compromiso.

Sherpas, Troika y Canales Al igual que las cumbres de jefes de estado y de gobierno, el P20 debería contar con la figura de los sherpas y organizar troikas y canales. Se trata, en definitiva, de organizarse en espejo al G20 y tornar más eficiente y eficaz el trabajo del P20. Sherpas. En el G20 se califica de esta manera a las personas designadas por los líderes de estado y de gobierno para representarlos durante las reuniones preparatorias de las cumbres, cuya tarea es coordinar la política G20 y asesorar y negociar en su nombre, en particular durante la redacción del proyecto de declaración común.299 El P20 debería institucionalizar esta figura, solicitando a cada líder parlamentario la designación de un sherpa parlamentario. En idéntico sentido, la UIP debería contar con un sherpa propio. 299  La palabra “sherpa” proviene del término que se asigna a los pobladores de las regiones montañosas de Nepal, en el Himalaya, famosos por guiar las expediciones de occidentales al Everest.


255 Troika. También institucionalizado por el G20, se trata de una práctica que permite garantizar la continuidad de las cumbres a través de la coordinación y transferencia de know how entre el país al que le toca presidir el G20, el país que lo organizó el año anterior, y el país que lo organizará al año siguiente. El P20 también debería garantizar esta práctica, acompañado de la UIP. Canales. Tal como lo mencionamos en distintos pasajes de esta publicación, el G20 fue ampliando su agenda pasando de temas exclusivamente económico-financieros a desafíos globales de todo tipo. Los canales, justamente, reflejan esos dos ámbitos. En el primer caso, asociado a asuntos como la regulación financiera, la política macroeconómica, los impuestos y las inversiones, por su especificidad, sería conveniente que los presidentes de parlamentos designaran a una persona con expertise suficiente para ocuparse de la coordinación de este canal, la que en el ámbito del G20 generalmente recibe el título de deputy. En el caso del resto de los temas de agenda, el coordinador podría ser el propio sherpa parlamentario, tal como ocurre con el G20. Esta práctica daría mayor fluidez a los parlamentos para involucrarse en asuntos económico-financieros, uno de los capítulos principales de las cumbres de líderes de estado y de gobierno del G20; y facilitaría el involucramiento de los líderes parlamentarios durante las cumbres.

La agenda En principio sería conveniente que la agenda de la Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 (P20) cubriera todos los temas de la Cumbre de Líderes de Estado y de Gobierno del G20, e incluyera la posibilidad de incorporar temas nuevos por iniciativa parlamentaria. 300 Al momento ninguna de las seis reuniones parlamentarias del G20 trató todos los temas de la agenda del G20. Sin embargo, el nivel de cobertura de temas se ha ido incrementando progresivamente, destacándose en tal sentido las reuniones del 2013, 2018 y 2019.

300  La agenda del G20 es cada vez más amplia. No descartaría la posibilidad de que el Congreso de la Nación Argentina planteara como miembro del P20, por ejemplo, terminar con la colonización y los conflictos derivados de la misma a nivel planetario, incluyendo el caso de las Islas Malvinas, Georgias del Sur y Sandwich del Sur y los espacios marítimos e insulares correspondientes, por ser parte de su territorio nacional, caso que convive con otros dieciséis aún pendientes de resolución en el ámbito de las Naciones Unidas.


256

Entre los temas introducidos o especialmente abordados por los parlamentos se destacan, por ejemplo, la seguridad alimentaria (Canadá); seguridad nuclear (Corea); diálogo inter-cultural (Arabia Saudita); deuda soberana (Arabia Saudita y México), ODS y Agenda 2030 (Argentina y Japón); y ciencia, tecnología e innovación (Japón). Si bien los países anfitriones ponen su impronta, la agenda surge del consenso entre los miembros del G20, cumpliendo un rol importante en su construcción tanto la figura de los sherpas como el sistema de troika. Muy sintetizada, la agenda de las cumbres de jefes de estado y de gobierno del G20 ha sido la siguiente: Washington, DC / 2018

El título de la cumbre fue “sobre mercados financieros y la economía mundial”. La secuencia de la declaración es la siguiente: causas fundamentales de la crisis actual; acciones tomadas y por tomar; principios comunes para la reforma de los mercados financieros; tarea de ministros y expertos; y compromiso con una economía global abierta. Contiene un Plan de Acción para implementar principios para la reforma que incluye: el fortalecimiento de la transparencia y la rendición de cuentas; mejora de las regulaciones; promoción de la integridad en los mercados financieros; reforzar la cooperación internacional; y reforma de las instituciones financieras internacionales.

Londres, 2019

La declaración incluye los siguientes temas: restaurar el crecimiento y el empleo; fortalecer la supervisión y la regulación financiera; fortalecer a nuestras instituciones globales; resistir el proteccionismo y promover el comercio y la inversión mundiales; garantizar una recuperación justa y sostenible para todos; y finaliza con un capítulo titulado “cumpliendo nuestros compromisos”. Se agregan dos anexos con declaraciones sobre el fortalecimiento del sistema financiero; y sobre la entrega de recursos a través de las instituciones financieras internacionales.


257 Pittsburgh, 2009

Luego de un preámbulo, se tratan los siguientes capítulos: un marco para un crecimiento fuerte, sostenido y equilibrado; fortalecimiento del sistema de regulación financiera internacional; modernización de nuestras instituciones globales para reflejar la economía global de hoy; reforma del mandato, la misión y la gobernanza del FMI; reforma de la misión, el mandato y la gobernanza de nuestros bancos de desarrollo; seguridad energética y cambio climático; fortalecimiento del apoyo a los más vulnerables; poner empleos de calidad en el corazón de la recuperación; economía global abierta; y el camino desde Pittsburgh. Se agregan como anexos: valores fundamentales para la actividad económica sostenibles; y marco del G20 para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado.

Toronto, 2010

La declaración también contiene un preámbulo y los siguientes capítulos: marco para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado; reforma del sector financiero; instituciones financieras internacionales y desarrollo; lucha contra el proteccionismo y promoción del comercio y las inversiones; otros asuntos y la agenda futura. En anexo se incluyen: el marco para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado; reforma del sector financiero; mejora de la legitimidad, credibilidad y efectividad de las IFI y apoyo adicional a las necesidades de los más vulnerables. Se aprueban, además, “Principios para una inclusión financiera innovadora”.

Seúl, 2010

La declaración remite a un documento que incluye como temas: un marco para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado; un “Plan de Acción” de Seúl; reformas de instituciones financieras internacionales; reformas del sector financiero; lucha contra el proteccionismo y promoción del comercio y las inversiones; consenso de desarrollo de Seúl para el crecimiento compartido; inclusión financiera; energía; cambio climático y crecimiento verde; cumbre de negocios; consultas; y anexos con el consenso de Seúl para el crecimiento compartido; un plan de acción plurianual sobre desarrollo; un plan de acción anticorrupción; y compromisos de política de los miembros del G20.

Cannes, 2011

La declaración final lleva por título: “Construyendo nuestro futuro común: acción colectiva renovada en beneficio de todos”. Los temas que toca son: estrategia global para el crecimiento y el empleo; fomento del empleo y la protección social; construyendo un sistema monetario internacional más estable y resistente; abordar la volatilidad de los precios de los alimentos y aumentar la producción y la productividad agrícolas; mejora del funcionamiento de los mercados energéticos; protección del medio marino; fomento de energías limpias, el crecimiento verde y el desarrollo sostenible; lucha contra el cambio climático; evitar el proteccionismo y reforzar el sistema multilateral de comercio; desarrollo: invertir para el crecimiento global; intensificar nuestra lucha contra la corrupción; y gobernanza.

Los Cabos, 2012

La declaración final contiene los siguientes capítulos: apoyo a la estabilización económica y la recuperación global; empleo y protección social; comercio; fortaleciendo la arquitectura financiera internacional; reforma


258 del sector financiero y fomento de la inclusión financiera; mejora de la seguridad alimentaria y abordar la volatilidad de los precios de los productos básicos; enfrentar los desafíos del desarrollo; promover la prosperidad a largo plazo a través del crecimiento verde inclusivo; intensificar la lucha contra la corrupción; otros temas; y una conclusión. Se suman a la declaración el Plan de Acción de Crecimiento y Empleo de Los Cabos; Compromisos de Política de los Miembros del G20; un Informe de Progreso del Grupo de Trabajo de Desarrollo; y conclusiones de los Ministros de Trabajo y Empleo y sobre Agricultura de viceministros y diputados. San Petersburgo, 2013

La declaración final contiene un preámbulo y los siguientes capítulos: economía global y marco del G20 para un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado; crecimiento a través de empleos de calidad; financiamiento para la inversión; mejora del comercio multilateral; abordar la erosión de la base y el cambio de ganancias, la evasión de impuestos, y promover la transparencia fiscal y el intercambio automático de información; arquitectura financiera internacional; regulación financiera; logros a la fecha y un camino por delante; hacia un sistema financiero que respalde un crecimiento económico fuerte, sostenible y equilibrado; construyendo instituciones financieras resistentes y terminar con “demasiado grande para fracasar”; promover mercados financieros transparentes y de funcionamiento continuo; abordar los riesgos que plantea la banca en las sombras; abordar el lavado de dinero y el financiamiento del terrorismo; inclusión financiera, educación financiera y protección al consumidor; promoción del desarrollo para todos; política energética sostenible y resiliencia de los mercados mundiales de productos básicos; perseguir la lucha contra el cambio climático; intensificar la lucha contra la corrupción. Termina con una conclusión. Entre los documentos adicionales están el Plan de Acción de San Petersburgo; informe del Grupo de Estudio del G20 sobre financiación de inversiones; Principios de Alto Nivel del G20/OCDE para el financiamiento de inversiones a largo plazo por parte de inversores institucionales; avance de la transparencia en los acuerdos comerciales; Hoja de Ruta del G20 hacia una supervisión y regulación fortalecidas de la banca en las sombras; Alianza Global para la Inclusión Financiera; Informe sobre responsabilidad de San Petersburgo sobre los compromisos de desarrollo del G20; Informe de progreso del Grupo de Trabajo Anticorrupción del G20; Declaración de Visión del 5º Aniversario del G20; y Perspectivas de Desarrollo de San Petersburgo.

Brisbane, 2014

Luego de los puntos introductorios la declaración final cubre los siguientes asuntos: actuar juntos para impulsar el crecimiento y crear empleos; construir una economía global más fuerte y resistente; y fortalecer a las instituciones globales. Se acompañan una serie de anexos: Plan de Acción de Brisbane; Nota del G20 sobre la Iniciativa Global de Infraestructura; Plan de Acción de Inclusión Financiera; Plan del G20 para facilitar los flujos de remesas; Marco de Seguridad Alimentaria y Nutrición del G20; Marco de rendición de cuentas del Grupo de Trabajo sobre Desarrollo; Plan de Acción Anticorrupción del G20; Principios de Alto Nivel del


259 G20 sobre transparencia de la propiedad beneficiaria; Principios del G20 sobre colaboración energética; Plan de Acción de Eficiencia Energética del G20; Proceso de evaluación de responsabilidad del G20; e Informe de Evaluación de Rendición de Cuentas. Además, hay una declaración de los líderes sobre el ébola. Antalya, 2015

La declaración final contiene una introducción y los siguientes puntos centrales: fortalecimiento de la recuperación y elevación del potencial; mejora de la resistencia; y apuntalar la sostenibilidad; así como conclusiones finales. Entre los anexos se agregan: Plan de Acción de Antalya; informe de evaluación de responsabilidad; estrategias de inversión del G20 e informe del G20/OCDE sobre estrategias de inversión del G20; plan de acción de bancos multilaterales de desarrollo para optimizar los balances; Principios de Gobierno Corporativo del G20/OCDE; Principios de Alto Nivel del G20/OCDE sobre la financiación de las PYME; Plan de Acción Conjunta del G20 sobre financiación de las PYME; Estándar International Común sobre capacidad de absorción de pérdida total para bancos sistémicos importantes globales, el FSB; mayores requisitos de absorción de pérdidas para aseguradoras sistemáticamente importantes a nivel mundial, la IAIS; Marco del G20 y de los países en desarrollo de bajos ingresos; Plan de Acción del G20 sobre seguridad alimentaria y sistemas alimentarios sostenibles; Declaración de Alto Nivel sobre Remesas; la Llamada de los Líderes del G20 a negocios inclusivos; Plan de Acción de Acceso a la Energía del G20; conjunto de herramientas del G20 de opciones voluntarias para el despliegue de energía renovable; Estrategias de habilidades del G20; Prioridades de Política del G20 sobre participación del ingreso laboral y desigualdades; Principios de política del G20 para promover mejores resultados de empleo juvenil; Marco del G20 para promover empleos de calidad; Principios de Alto Nivel del G20 sobre transparencia e integridad del sector privado; Principios del G20 para promover la integridad en la contratación pública; Principios de datos abiertos anticorrupción del G20. En Turquía se agrega una declaración especial de los líderes sobre Lucha Contra el Terrorismo.

Hangzhou, 2016

En China la declaración final describe en la parte introductoria visión, integración, apertura en el Consenso de Hangzhou, y trata los siguientes capítulos: fortalecimiento de la coordinación de políticas; abriendo un nuevo camino para el crecimiento; gobernanza económica y financiera mundial más eficaz y eficiente; comercio internacional e inversión robustos; desarrollo inclusivo e interconectado; y otros desafíos globales significativos que afectan a la economía mundial. Se agrega una larga lista de documentos acordados que incluyen: Plan del G20 sobre crecimiento innovador; Plan de Acción de Innovación del G20; Plan de Acción de la nueva revolución industrial del G20; Iniciativa de Desarrollo y Cooperación de la Economía Digital del G20; Plan de Acción de Hangzhou; Informe de evaluación de responsabilidad de Hangzhou; Agenda de Reformas Estructurales Mejoradas del G20; Principios de Alto Nivel del G20 sobre cooperación en personas buscadas por corrupción y recuperación de activos; Plan de Acción Anticorrupción del G20;


260 Estrategias del G20 para el crecimiento del comercio mundial; Principios Rectores del G20 para la formulación de políticas de inversión global; Términos de Referencia del Grupo de Trabajo de Comercio de Inversión del G20; Plan de Acción del G20 sobre la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible; Informe de responsabilidad integral de Hangzhou sobre los compromisos de desarrollo del G20; Declaración de la Presidencia sobre el Cambio Climático en la Reunión Sherpa del G20; Agenda del G20 hacia una arquitectura financiera internacional más estable y resiliente; Iniciativa del G20 para apoyar la industrialización en África y los PMA; Declaración conjunta de aspiraciones de los BMD sobre acciones para apoyar la inversión en infraestructura; Iniciativa de la Alianza de Conectividad de Infraestructura Global; nota de orientación del G20/OCDE sobre la diversificación de instrumentos financieros para infraestructura y PYMES; Informe del Centro de Infraestructura Global sobre matrices anotadas de asignación de riesgos de Alianzas Público Privadas; Carta del Presidente del FSB a los Líderes del G20; Informe del FMI-FSB-BIS sobre elementos de políticas macro prudenciales eficaces: lecciones de la experiencia internacional; Informe Anual del FSB sobre implementación y los efectos de las reformas regulatorias financieras del G20; Principios de Alto Nivel para la inclusión financiera digital; indicadores de inclusión financiera del G20; Plan de Acción del G20 sobre financiación de las PYME: marco de implementación; Plan de Acción de Emprendimiento del G20; Iniciativa del G20 para promover el aprendizaje de calidad; Informe de Negocios Inclusivo del G20; Mejora del Acceso a la Energía en Asia y el Pacífico: desafíos clave y plan de acción de colaboración voluntaria; Plan de Acción Voluntario del G20 sobre energía renovable; Programa Líder en eficiencia energética del G20; Informe Síntesis de Finanzas Verdes del G20; Informe del Grupo de Estudio de Finanzas Climáticas sobre “Promover la provisión eficiente y transparente y la movilización de la financiación climática para mejorar las acciones de mitigación y adaptación”; Perspectivas del Grupo de Estudio de Finanzas Climáticas sobre “Incorporación de las consideraciones sobre cambio climático en los programas de asistencia al desarrollo y financiamiento climático”; y ¨Buenas prácticas en agricultura familiar y agricultura en pequeña escala”. Hamburgo, 2017

La declaración lleva por título “Dando forma a un mundo interconectado”. Además del preámbulo, se abordan los siguientes capítulos: compartiendo los beneficios de la globalización; construyendo resiliencia; mejorando los medios de vida sostenibles; y por último, asumiendo responsabilidades, que incluye los temas de la Alianza África; la intensificación de la coordinación y cooperación en materia de desplazamiento y migración; y la lucha contra la corrupción. Los documentos acordados son: el Plan de Acción de Hamburgo; el Plan de Acción de Clima y Energía para el Crecimiento; la Actualización de Hamburgo: llevar adelante el Plan de Acción del G20 sobre la Agenda 2030; Informe Anual de Progreso; Plan de Acción del G20 sobre Basura Marina; Asociación G20 África; Iniciativas del G20 para el Empleo Juvenil Rural; Principios de Alto Nivel sobre Responsabilidad de las Personas Jurídicas por Corrupción; Principios de Alto Nivel sobre Organización Contra la Corrupción; Principios de Alto


261 Nivel para Combatir la Corrupción en la Aduana; Principios de Alto Nivel para Combatir la Corrupción Relacionada con el Comercio Ilegal de Vida Silvestre y Productos de Vida Silvestre: Iniciativa G20#eSkills4Girls; Iniciativa Financiamiento para Mujeres Emprendedoras; y Diálogo sobre Eficiencia de Recursos del G20. Los líderes emiten una declaración especial sobre la Lucha contra el Terrorismo. Bs.As, 2018 ― Tokio, 2019

Estas declaraciones se encuentran transcriptas en el Anexo a la presente publicación.

Riad, 2020

La cumbre está prevista para los días 20 y 21 de noviembre. Al momento sólo se ha emitido una declaración, con fecha 26 de marzo, asociada específicamente a la pandemia del COVID-19, organizada por video-conferencia. Se expresa un compromiso por parte del G20 a hacer lo que sea necesario para superar la pandemia, junto a la OMS, el FMI, el Grupo del Banco Mundial, la ONU y otras organizaciones internacionales, “decididos a no escatimar esfuerzos, tanto individual como colectivamente para proteger vidas; salvaguardar los trabajos e ingresos de las personas; restaurar la confianza, preservar la estabilidad financiera y revivir el crecimiento y recuperarse más fuerte; minimizar las interrupciones en el comercio y en las cadenas de suministro mundiales; brindar ayuda a los países que necesiten asistencia; y coordinar sobre salud pública y medidas financieras”.

Profundidad Una enorme diferencia entre el G20 y el P20 está vinculada a su “profundidad”, es decir, al modo como se organizan los actores que influyen en la construcción de la declaración final, en cabeza de los líderes, los jefes de estado y de gobierno. Previo a la cumbre del G20 se llevan a cabo decenas de reuniones cada año, en las que participan y se reúnen con sus pares las distintas carteras de gobierno. Lo mismo ocurre, en menor medida, con los grupos de compromiso. El P20 debería, en igual sentido, contar con una planificación, previendo etapas preparatorias en las que intervendrían distintos actores parlamentarios con especialización en los temas de agenda. Las reuniones podrían organizarse tanto en la ciudad capital como en otras ciudades del interior del país anfitrión, así como en otros países y ciudades del G20 u otras partes del mundo. Por ejemplo, de la mano de la UIP, podrían celebrarse reuniones preparatorias del P20 en el contexto de sus dos asambleas anuales, tanto en Ginebra como donde se acuerde organizarlas, fuera de Suiza. En idéntico sentido, también a título ejemplificativo,


262 durante la 5ª Conferencia de Presidentes de Parlamentos prevista para los días 19 al 21 de agosto de 2020 en Viena, Austria, o cualquier otro evento UIP de relevancia en el que esté previsto que participen delegaciones de los parlamentos de países miembros del G20 y de la Unión Europea. No descartaría la posibilidad de aprovechar las reuniones de la red parlamentaria global de OCDE para organizar encuentros preparatorios del P20, ya que de esas reuniones participan no sólo parlamentarios de sus países miembros sino además del resto del mundo, pudiendo convocarse especialmente a los de países G20. 301 Son justamente las figuras de los sherpas, la troika y los canales las que elevan el nivel de factibilidad de este diseño institucional, en espejo al G20. Otras medidas complementarias que ayudarían mucho son, por ejemplo, la producción de informes comunes (P20) sobre los temas de agenda por parte de los servicios de ciencia y tecnología de los parlamentos miembros del G20.302 No resulta para nada imposible, si bien reconozco su complejidad y sofisticación. 303 Lograrlo colocaría a la cooperación inter-parlamentaria en otro nivel, muy superior al actual, caracterizado por ser, en la mayoría de los casos, bajo y esporádico. 304 Lo importante del diseño organizacional planteado, siguiendo al modelo G20, es imprimir “profundidad” al P20.

Reconocimiento por parte del G20 Otro desafío realmente trascendente es lograr el reconocimiento del G20. Si bien es cierto que en algunas de las reuniones parlamentarias del G20 celebradas hasta ahora se encomendó específicamente la misión de “hacer llegar” las declaraciones comunes a los jefes de estado y de gobierno, dudo que haya pasado. La demostración más cabal de ese fracaso es que ningún Communiqué del G20 menciona los aportes de los parlamentos, ni siquiera en el capítulo de “reconocimientos”, donde sí se menciona a los grupos de compromiso.

301  Entre los 36 países que son miembros plenos de OCDE están, por supuesto, los G7, más Australia, Corea, México y Turquía. El resto de los G20 si bien no integran plenamente OCDE en su gran mayoría participan o han participado de su red parlamentaria (los BRICS –Brasil, Rusia, India, China y Sudáfrica-; Arabia Saudita, Argentina e Indonesia). 302  Puedo imaginar lo útil que resultaría por ejemplo un informe en formato POSTNote, el modelo británico que desarrolló su Oficina Parlamentaria de Ciencia y Tecnología (POST), no sólo para los líderes parlamentarios durante la cumbre sino inclusive para todos los parlamentarios que se involucraran en el P20, así como para los grupos de compromiso y el público en general. 303  La IFLAPARL, el capítulo de parlamentos de la International Federation of Library Associations and Institutions e inclusive la ETPA (European Parliamentary Technology Assessment) podrían ser dos canales adecuados para la coordinación de estas tareas. 304  Recordar el punto 24 de la declaración conjunta del P20 Japón 2019, en la que los parlamentos del P20 se comprometen a ampliar sus esfuerzos para mejorar aún más sus capacidades de investigación.


263 Una acción realmente concertada de los líderes parlamentarios del G20 seguramente tenga más probabilidades de éxito que dejar la gestión exclusivamente en manos del parlamento anfitrión del P20, que además puede o no coincidir con el país anfitrión. El reconocimiento del P20 por parte del G20 debería significar, como mínimo, recibir el mismo trato que los grupos de compromiso. Los beneficios son muchísimos. Por sólo citar algunos: la coordinación institucional; la incorporación de las reuniones preparatorias y de la propia cumbre de los grupos de compromiso en la agenda oficial del G20; el contacto y articulación de los referentes de los grupos de compromiso con los sherpas y los deputies responsables de la agenda sustantiva del G20 y sus dos canales; el acceso en tiempo y forma a los documentos oficiales producidos por los gobiernos y sus distintas carteras ministeriales para o asociados al G20, como los de todos los grupos de compromiso; así como las acciones a través de las cuales los jefes de estado y de gobierno “escuchan” las conclusiones y peticiones de los grupos de compromiso; y que sus aportes sean reconocidos oficialmente como tales.

Reconocimiento interno, al interior de los parlamentos La interrupción de las reuniones parlamentarias del G20 en 2014 tiene origen, entre otras razones, en la falta de institucionalización interna de este tipo de reuniones en el ámbito de los parlamentos miembros del G20. No se limita exclusivamente a la voluntad de los parlamentos a los que corresponde oficiar de anfitriones. Si bien desde 2018 la Unión Inter-Parlamentaria se incorporó a la organización de los P20, no resulta suficiente. Lo ideal sería que tanto la UIP como cada uno de los parlamentos miembros del G20 institucionalizara este nuevo ámbito de participación parlamentaria en el sistema de gobernanza global. Señalan Johnsson y Jönsson (2016)305, “Las IPI dependen del compromiso activo de los parlamentarios. Y los parlamentarios tienen múltiples agendas. Su circunscripción, la organización de su partido y los comités parlamentarios exigen su tiempo. La participación en una IPI significa agregar nuevas tareas y reuniones a las de asistir. En resumen, insume tiempo la participación internacional de los parlamentarios. Además, la continuidad de la membresía, que es crucial para acumular conocimiento y experiencia en una institución internacional, es problemática en las IPI. Las carreras de los parlamentarios en las IPI pueden verse truncadas debido a resultados desfavorables en las elecciones nacionales o porque asumen altos cargos de gobierno. Por lo tanto, ´un compromiso de membresía a largo plazo con un IPI es una excepción más que la regla´ (Sabic 2008ª: 266; 2008b: 82)”. 305  Ob.cit.


264 Defensa del parlamentarismo Hubo coincidencia durante las reuniones parlamentarias del G20, reflejadas en los comunicados o declaraciones finales, acerca de la importancia del involucramiento de los parlamentos en la agenda del G20, no sólo en defensa del parlamentarismo sino además como herramienta para dar solución al problema de la brecha democrática que, todos coinciden, se verifica cada vez con mayor intensidad, al ritmo de la globalización, en el sistema de gobernanza internacional. En idéntico sentido se han expresado en sus declaraciones los parlamentos de los países del G7. Sería muy conveniente lograr una mayor empatía y afinidad entre los parlamentos del G20, con el objeto de transmitir y gestionar ante sus respectivos jefes de estado y de gobierno una férrea defensa del parlamentarismo y del rol de la diplomacia parlamentaria, a fin de dotar de coherencia a sus declaraciones.

Pluralidad El P20 está concebido como una Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 que respeta su iniciativa original -la primera reunión organizada por el senado de Canadá-, así como el espíritu y los lineamientos del propio G20. La figura de los presidentes o speakers de parlamentos puede ser más o menos política, más o menos institucional. Sin embargo, al igual que en la cumbre de jefes de estado y de gobierno, los perfiles de los sistemas políticos al igual que el de los propios líderes no son uniformes, motivo por el cual de hecho conviven y se desenvuelven con sus diferencias. Ahora bien, gobiernos y parlamentos funcionan distinto. Es cierto que las democracias modernas han acuñado el concepto de Gobierno Abierto, y que desde la sociedad civil se promueve la co-creación, una metodología que persigue influir o directamente intervenir en el proceso de toma de decisiones de los gobiernos. Son notables, además, las prácticas y herramientas institucionales a disposición de los gobiernos que promueven diálogos con la sociedad civil que van más allá de los períodos de elecciones y que se vinculan, también, a la construcción de consensos que permitan no sólo adoptar decisiones de gobierno, sino además y muy especialmente, implementarlas; por ejemplo, los denominados consejos económico-sociales306, 306  Desde mi rol como jefe del área de relaciones internacionales de la cámara de diputados organicé misiones de estudio a los Reinos de España y Países Bajos, países que tienen institucionalizados ese


265 especialmente diseñados para incorporar en el proceso de toma de decisiones, siempre en forma no vinculante, a sectores de la producción y el trabajo, sin descartar a otros actores como los movimientos sociales en países menos desarrollados, asociados a los “caídos” del sistema, desempleados y marginados. Los parlamentos tienen otra lógica, porque en términos generales representan o deberían representar la diversidad ideológica, de valores, de actores e intereses, aquello que denominamos “pluralidad”. Por ese motivo, si bien el P20 es una cumbre de presidentes y speakers, es saludable, apropiado, e inclusive en algunos casos imperativo -dependiendo de la tradición y de las normas del sistema político de cada miembro del G20-, que los líderes parlamentarios fomenten y desarrollen al interior de sus organizaciones ámbitos y canales adecuados para el debate de los asuntos en agenda. Para lograrlo se necesita organización y planificación, en los términos y con los alcances planteados en los puntos anteriores.

Comunicación efectiva y global La comunicación es tan importante como las conclusiones y decisiones de consenso a las que arriban los líderes parlamentarios del P20. Sin una comunicación efectiva pierden visibilidad el communiqué, las declaraciones conjuntas, en definitiva, las propias cumbres. Los líderes parlamentarios deben desarrollar como parte de las propias cumbres estrategias de comunicación comunes y particulares que permitan lograr la mayor efectividad posible. En última instancia, la agenda trata asuntos globales, lo que justifica que la comunicación tenga vocación y alcance global.

Especialización Tal como lo señalan Johnsson y Jönsson (2016)307, “Los miembros de los paramentos son elegidos por las personas para representarlos a ellos y sus puntos de vista. Los votantes generalmente tienden a estar más interesados en problemas domésticos que en problemas globales. Las instituciones globales no son parte de la realidad diaria de los votantes ni de los parlamentarios. Los parlamentarios no son elegidos por ir a reuniones de la UIP sobre la ONU, por decirlo sin rodeos”. “En teoría, no puede haber muchos incentivos para que los parlamentarios sean activos fuera de las fronteras nacionales. Los parlamentarios no son ´ciudadanos del mundo´. Los votantes esperan que tipo de instituciones que perfectamente podrían adaptarse a la Argentina, resultando muy necesarias. 307  Ob.cit.


266 sus representantes se centren principalmente en cuestiones locales e intereses nacionales, en lugar de algunos problemas ´distantes´ (Sabic 2008ª: 256)”. Como repetí varias veces en esta obra, “Los críticos consideran que la participación en IPI es una forma de ´turismo parlamentario´ (Costa et al 2013c:238). Hasta cierto punto, por lo tanto, ´un parlamentario como actor internacional sigue siendo una contradicción en los términos´ (Sabic 2008ª: 267)”. Sin embargo, expresan seguidamente, “la globalización ha desdibujado la distinción entre cuestiones nacionales e internacionales, que ´prácticamente obliga a los parlamentarios a convertirse en actores internacionales si desean defender adecuadamente los intereses de sus circunscripciones locales´(Sabic 2008b:85)”. De allí la importancia de que los parlamentarios que participen en la arena parlamentaria internacional se especialicen en diplomacia parlamentaria y relaciones internacionales. Sería aconsejable también y en particular, que los parlamentos miembros del P20 desarrollaren equipos pequeños pero sofisticados que se especialicen en el G20, preferentemente con personal de su planta estable, para garantizar sustentabilidad en el tiempo, evitando que ante cada cambio de presidente o speaker los reemplazos deban “empezar de cero”. 308 La UIP, asociada a los parlamentos del G20, podría diseñar cursos de capacitación específicos, tal como hace, por ejemplo, con los seminarios informativos en sus idiomas oficiales (inglés y francés) y en terceros idiomas, como el español. 309 Esos especialistas, al igual que el personal “político” que los líderes parlamentarios asignen al P20, estarían mejor dotados de conocimiento y capacidades para vincularse con referentes de sus gobiernos; sus pares de los otros parlamentos de países miembros del G20 e invitados especiales; los grupos de compromiso; y otros actores vinculados al G20. 308  La transferencia ordenada de la gestión pública constituye una práctica habitual en algunos países –e inclusive se encuentra formalmente regulada-, mientras en otros directamente no existe. Un ejemplo del primer grupo es la U.S. Presidential Transition Act de 1963 (L. 88-277), varias veces modificada, que establece mecanismos para facilitar las transiciones presidenciales en los EE.UU. Un ejemplo del segundo grupo es Argentina, donde no existe ni ley ni práctica, ni en el ámbito de la presidencia de la Nación, ni en el de las presidencias de ambas cámaras del congreso. Sin embargo, por lo menos un mes antes de finalizar la gestión de la presidencia de la cámara de diputados correspondiente a los años 2015-2019, como responsable de la diplomacia parlamentaria durante ese período me puse a disposición del principal asesor en relaciones internacionales de quien sería el sucesor de Emilio Monzó, el diputado nacional Sergio Massa, actual presidente de la cámara. Se trata del embajador Gustavo Martínez Pandiani. No sólo recibí en innumerables ocasiones a sus colaboradores en Buenos Aires sino, además, viajé por varios días a Bridgetown, capital de Barbados, donde prestaba y aún presta servicios diplomáticos el mencionado, a fin de transmitirle personalmente mi experiencia de gestión. Agradezco el gesto del embajador Martínez Pandiani de invitarme a visitarlo, habiéndome alojado durante mi estadía en la residencia oficial, y espero que la información –que incluyó todo lo relativo al P20- le haya sido de utilidad. Puede verse la entrevista que le realicé durante mi estadía en el ante-último programa de la serie Diplomacia Parlamentaria de DTV: https://youtu.be/xf3SryOeh5E. Mi reemplazo fue uno de sus colaboradores, el Lic. Ariel Sotello, licenciado en comercio internacional por la Universidad Nacional de Quilmes y master en economía y desarrollo industrial por la Universidad Nacional de General Sarmiento, actualmente en servicio. En contraste, cuando inicié mi gestión en diciembre de 2015 no hubo transición alguna. 309  Me tocó participar como keynote speaker en el primer seminario informativo que la UIP organizó para personal de parlamentos de América Latina y el Caribe a mediados de noviembre de 2019, oportunidad en la que aproveché para entrevistar a los referentes tanto del parlamento anfitrión como de los parlamentos participantes. El lector podrá apreciar en el siguiente link la utilidad de este tipo de programas de capacitación y entrenamiento. Visitar el link: https://youtu.be/wbjJf9XCi2Y


267 La alianza entre parlamentos y universidades es siempre positiva. En Argentina, por ejemplo, la Escuela de Política, Gobierno y Relaciones Internacionales de la Universidad Austral creó en 2017, a iniciativa mía y de su director, el Dr. Alfonso Santiago, una diplomatura inédita en diplomacia parlamentaria y relaciones internacionales, y viene especializándose a buen ritmo en la materia, incluyendo todo lo relativo al G20 y a su capítulo parlamentario. Un referente en la materia es el G20 Information Centre creado y administrado por el G20 Research Group que conforman el Trinity College de la University of Toronto y la Munk School of Global Affairs & Public Policy de Canadá.

Recursos Señalan Johnsson y Jönsson (2016)310 que “Las IPI, por regla general, sufren limitaciones financieras. Algunas inclusive han estado al borde del colapso por falta de financiación (Sabic 2013:35). Muchos parlamentarios, especialmente en los países en desarrollo, disponen de presupuestos limitados para viajes al extranjero (Sabic 2008b:83). La UIP, por ejemplo, casi siempre ha vivido con un presupuesto limitado, aunque se benefició de mayores recursos durante el comienzo del nuevo milenio. Sin embargo, desde el inicio de la crisis financiera y económica, ha visto reducido su presupuesto y, en términos monetarios, hoy opera con un presupuesto similar al que tenía antes del cambio de siglo”. Los parlamentos deben asegurarse el financiamiento de sus actividades de diplomacia parlamentaria. En caso de tratarse de países con restricciones presupuestarias podrán fijarse pautas austeras, como viajes en clase económica y hoteles de rango medio, pero de ningún modo resignar las partidas correspondientes a esta actividad.

Capacidad de implementación Las oficinas de las presidencias de los parlamentos de los miembros del G20 tienen que tener capacidad para implementar las decisiones adoptadas en el marco del P20. Basta leer las declaraciones conjuntas para advertir los compromisos asumidos por los presidentes y speakers a título propio o a través de sus delegados.

310  Ob.cit.


268 Las responsabilidades y los compromisos asociados al P20 no deberían iniciarse y terminar con cada cumbre, es decir, durar uno, un par o unos pocos días al año, sino evolucionar sin solución de continuidad previendo una planificación propia tendiente a promover y garantizar la implementación eficaz de las decisiones adoptadas. No es una tarea fácil. Basta un ejemplo para graficarlo. El artículo 7º de los estatutos de la Unión Inter-Parlamentaria establece que “Todo Miembro de la UIP tendrá el deber de presentar en el seno de su Parlamento en la forma apropiada las resoluciones adoptadas por la UIP, de comunicarlas a su Gobierno, estimular su aplicación e informar a la Secretaría de la UIP en la forma más frecuente y completa posible, en especial en sus informes anuales, de la acción emprendida y de los resultados obtenidos (véase Reglamento Asamblea, art. 39.2). Con este fin, todos los jefes de delegaciones a las Asambleas de la UIP presentarán, en consonancia con la normativa nacional, un informe a su Parlamento nacional, con copia al Secretario o a la Secretaria General de la UIP, en el más breve plazo después de la clausura de la Asamblea”. En la práctica la UIP recibía informes anuales de no más del 30% de sus miembros, pero desde 2017, a raíz de la implementación de un nuevo sistema de presentación periódica de informes, el número de respuestas se ha incrementado hasta alcanzar a entre el 60 y el 70% de sus miembros. El P20 requiere de un sistema de seguimiento de sus declaraciones comunes al interior de los parlamentos nacionales y del parlamento europeo a fin de garantizar una implementación eficiente y efectiva.

Complementación parlamentaria: nacional, regional e internacional Otro desafío del P20 es lograr trabajar complementariamente en todos los niveles de representación parlamentaria, tanto nacional, regional como internacional, involucrando a los actores relevantes en cada uno de esos niveles. El propio G20 y por ende el P20 combina dos niveles de representación parlamentaria: a). el de los parlamentos de los diecinueve países miembros del G20; y b). el Parlamento Europeo, integrado por eurodiputados votados por hoy veintisiete países miembros, atento la exclusión del Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte con motivo del Brexit. 311 311  De hecho, podría ocurrir que en el ámbito del P20 el representante del parlamento europeo fuera de la misma nacionalidad que alguno de los representantes de los parlamentos de los países del G20 que integran la Unión Europea (Alemania, Francia e Italia), lo que no ocurrió ni en 2018 ni en 2019, en los que participaron autoridades oriundas de la República Checa (2018) y el Reino de España (2019) –invitado permanente, no un miembro pleno del G20-.


269 Los parlamentos del G20 deben garantizar eficiencia y eficacia en todas y cada una de las instituciones, organismos o ámbitos de debate e interacción parlamentaria internacional en los que actúan, en particular el P20, por su importancia estratégica. Si las autoridades de los parlamentos, presidentes y speakers comprenden la importancia de la diplomacia parlamentaria para el presente y futuro del planeta y por ende para las propias sociedades a las que representan, deben asegurar junto a las otras autoridades con las que comparten liderazgo ( juntas directivas, labor parlamentaria, o cualquiera fuera el tipo de organización o la denominación que reciban), una gestión a la altura de las circunstancias, incluyendo el buen funcionamiento de las delegaciones parlamentarias acreditadas ante instituciones y organismos parlamentarios internacionales; las comisiones o comités parlamentarios con competencias específicas (según el tema de agenda de que se trate) o generales (v.gr. relaciones exteriores o asuntos internacionales); así como los servicios parlamentarios de apoyo (diplomacia parlamentaria, ciencia y tecnología, etc.). Pero además de la buena organización al interior de los parlamentos del G20, debe promoverse la intervención de los parlamentos regionales, tal como sucede con el propio parlamento europeo. En 2019 tres miembros312 de Valdai Discussion Club313 plantearon que lo que falta en el sistema de gobernanza global es un mecanismo de coordinación global entre los mayores acuerdos de integración regional del mundo, tanto del Norte Global como del Sur Global; y expresaron: “El G20 es probablemente el mejor foro para iniciar debates sobre la creación de dicha plataforma. El conjunto de alianzas regionales dentro de dicha plataforma podría incluir a aquellos bloques de integración regional en los que los respectivos miembros del G20 son poderes económicos líderes”. Más aún, sugirieron que “La agrupación resultante que puede designarse como R20 (´Regional 20´) reuniría a algunos de los bloques comerciales regionales más grandes de la economía mundial”.

312  Yaroslav Lissovolik, Anton Bespalov y Andrei Bystritskiy. 313  Creado en 2004, lleva el nombre del lago Valdai, que se encuentra cerca de Veliky Novgorod, lugar donde se realizó la primera reunión. Fundado por el Council on Foreign and Defense Policy (CFDP), el Russian International Affairs Council (RIAC), el Moscow State Institute of International Relations dependiente del Ministerio de Relaciones Exteriores de la Federación Rusa y la National Research University Higher School of Economics. Reúne a más de mil representantes de la comunidad académica internacional de setenta y un países, incluyendo a las principales universidades y centros de estudios del mundo, entre ellos, Harvard, Columbia, Georgetown, Stanford, Carleton, la Universidad de Londres, la Universidad de El Cairo, la Universidad de Teherán, la Universidad de China Oriental, la Universidad de Tokio, la Universidad de Tel Aviv, la Universidad de Messina, la Universidad John Hopkins, London School of Economics, King´s College London, Sciences Po y Sorbonne.


270 Los autores citados proponer incluir en ese grupo, además de la Unión Europea, a los siguientes bloques, asociados a los distintos socios del G20: - Argentina y Brasil: MERCOSUR - Arabia Saudita: Consejo de Cooperación para los Estados Árabes del Golfo - Australia: CER (Acuerdo de Relaciones Económicas más Cercanas) - China, Japón y Corea del Sur: Asociación Económica Integral Regional - EE.UU., México y Canadá: T-MEC - India: SAARC - BIMSTEC - Indonesia: ASEAN - Rusia: EAEU (Unión Económica Euroasiática) - Sudáfrica: SADC – SACU

Lo cierto es que durante las cumbres de líderes


271 de estado y de gobierno del G20 se ha tornado una costumbre que el país anfitrión incluya entre sus invitados especiales a los jefes de estado y de gobierno de los países que ostentan la presidencia de algunas regiones o foros regionales del mundo tales como APEC (Foro de Cooperación Asia – Pacífico); la Unión Africana; la Nueva Alianza para el Desarrollo de África (NEPAD); o la Comunidad del Caribe (CARICOM); por sólo mencionar algunos ejemplos distintos de los mencionados por los autores. Cuando diseñamos el P20 junto a la Unión Interparlamentaria (UIP) se planteó hacerlo “en espejo al G20”. Al analizar a los invitados especiales durante la presidencia argentina se advirtió que las presidencias en esos ámbitos regionales, asignadas a los poderes ejecutivos (los “gobiernos”) de alguno de sus países miembros, no se replicaban necesariamente a nivel parlamentario. 314 Más allá de la conveniencia y factibilidad de la idea planteada, lo cierto es que podría resultar muy conveniente que en el ámbito del P20 se invite a los parlamentos de los países que presiden alguno de los distintos ámbitos de integración regional, excepto si se tratara de alguno de los países miembros del G20, a fin de evitar duplicaciones. Por otra parte, más allá de esa representación en la Cumbre de Líderes Parlamentarios, sería muy conveniente que los parlamentos de países miembros del G20 trabajaran durante las reuniones preparatorias del P20, en forma complementaria, con sus pares de países miembros de esos ámbitos de integración regional, un paralelismo a lo que hacen los parlamentos del G7 e inclusive del grupo BRICS. 315 Tomemos como ejemplo al MERCOSUR. El trabajo complementario entre sus miembros en torno a la agenda del P20 permitiría la participación en ese foro de Paraguay y la República Oriental del Uruguay316, ajenos al G20, otorgando un protagonismo específico al Parlasur. 317 Por otra parte, desde el punto de vista internacional, también resulta muy conveniente crear espacios de complementación entre los parlamentos miembros del G20 y los extra G20, con el fin de analizar los temas de la agenda del P20. 314  Llegamos a invitar al P20 Argentina 2018, de los mencionados, únicamente al parlamento de Jamaica, atento su gobierno presidía ese año el CARICOM. Participó el speaker del senado, Thomas Richard Tavares-Finson. 315  Debiendo aclararse que en los dos casos citados la totalidad de sus miembros son miembros del G20. 316  Venezuela es el quinto miembro, pero desde el 5 de agosto de 2017 se encuentra suspendida en todos los derechos y obligaciones inherentes a su condición de Estado parte del MERCOSUR por haber constatado Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay la ruptura de su orden democrático. 317  El Protocolo Constitutivo del Parlasur del 9 de diciembre de 2005 establece que dicho órgano se integrará de conformidad a un criterio de representación ciudadana, con parlamentarios que serán elegidos por los ciudadanos de los estados partes a través de sufragio directo, universal y secreto. Tratándose originariamente de un sistema progresivo, sólo Argentina y Paraguay llegaron a contar con legisladores votados en forma directa. Sin embargo, el 14 de abril de 2019, basado en que la integración del parlamento con representantes elegidos de forma directa debe guardar simultaneidad entre todos los estados partes de manera de evitar desequilibrios en la representación ciudadana, se resolvió por unanimidad que “Hasta tanto se realice la elección de los Parlamentarios del MERCOSUR de forma simultánea en todos los Estados Partes a través de sufragio directo, universal y secreto de los ciudadanos, el Parlamento del MERCOSUR funcionará integrado por legisladores de los Parlamentos Nacionales de los Estados Partes” (art. 1º, primera parte, protocolo adicional en proceso de ratificación ante los parlamentos nacionales del MERCOSUR).


272 Esos espacios serían, por un lado, las asociaciones de parlamentos nacionales de carácter regional como, ejemplificativamente, el Parlatino para América Latina y el Caribe; y las instituciones parlamentarias internacionales como la Unión Interparlamentaria, que tiene la particularidad de contar con Grupos Geopolíticos, en los que sería conveniente introducir un ámbito P20. Grupo Africano

Cantidad de miembros: 52 Del G20: Sudáfrica Resto de miembros: 51 A: Algeria, Angola; B: Benin, Botswana, Burkina Faso, Burundi; C: Cabo Verde, Cameroon, Central African Republic, Chad, Comoros, Congo, Democratic Republic of the Congo, Côte d’Ivoire; D: Djibouti; E: Egypt, Equatorial Guinea, Eswatini, Ethiopia; G: Gabon, Gambia, Ghana, Guinea, Guinea-Bissau; K: Kenya; L: Lesotho, Libya; M: Madagascar, Malawi, Mali, Mauritania, Mauritius, Morocco, Mozambique; N: Namibia, Niger, Nigeria; R: Rwanda; S: Sao Tome And Principe, Senegal, Seychelles, Sierra Leone, Somalia, South Africa, South Sudan, Sudan; T: Togo, Tunisia; U: Uganda, United Republic of Tanzania; Z: Zambia. Zimbabwe

Grupo Arabe

Cantidad de miembros: 21 Del G20: Arabia Saudita Resto de miembros: 29 A: Algeria; B: Bahrain; C: Comoros; D: Djibouti; E: Egypt; I: Iraq; J: Jordan; K: Kuwait; L: Lebanon, Libya; M: Mauritania, Morocco; O: Oman; P: Palestine; Q: Qatar; S: Saudi Arabia, Sudan, Syrian Arab Republic; T: Tunisia; U: United Arab Emirates; Y: Yemen

Grupo Asia Pacífico

Cantidad de miembros: 36 Del G20: 7. Australia, Canadá, China, Corea, India, Indonesia, Japón Resto de miembros: 29 A: Afghanistan, Australia; B: Bangladesh, Bhutan; C: Cambodia, Canada, China; D: Democratic People ́s Republic of Korea; F: Fiji; I: India, Indonesia, Iran (Islamic Republic of) ; J: Japan; L: Lao People ́s Democratic Republic; M: Malaysia, Maldives, Marshall Islands, Micronesia (Federal States of), Mongolia, Myanmar; N: Nepal, New Zealand; P: Pakistan, Palau, Papua New Guinea, Philippines, R: Republic of Korea; S: Samoa, Singapore, Sri Lanka; T: Thailand, Timor-Leste, Tonga, Tuvalu; V: Vanuatu, Viet Nam


273 Corresponde aclarar que, si bien los miembros de la UIP pueden pertenecer a más de un grupo geopolítico, a fin de votar o apoyar a un candidato a un puesto dentro de la institución deben informar por qué grupo actúan. Participan en más de un grupo geopolítico de UIP los G20 Australia y Canadá (Asia Pacífico y Doce Más). Grupo Eurasia

Cantidad de miembros: 9 Del G20: Rusia Resto de miembros: 8 A: Armenia; B: Belarus; K: Kazakhstan, Kyrgyzstan; R: Republic of Moldova, Russian Federation; T: Tajikistan, Turkmenistan; U: Uzbekistan

Grupo America Latina y Caribe Cantidad de miembros: 25 Del G20: 3. Argentina, Brasil y México Resto de miembros: 22

A: Argentina; B: Bolivia (Plurinational State of), Brazil; C: Chile, Colombia, Costa Rica, Cuba; D: Dominican Republic; E: Ecuador, El Salvador; G: Guatemala, Guyana; H: Haiti, Honduras; M: Mexico; N: Nicaragua; P: Panama, Paraguay, Peru; S: Saint Lucia, Saint Vincent and the Grenadines; Suriname; T: Trinidad y Tobago; U: Uruguay; V: Venezuela

Grupo Doce Más

Cantidad de miembros: 47 Del G20: 6 Alemania, Australia, Canadá, Francia, Italia, Reino Unido y Turquía Resto de miembros: 40 A: Albania, Andorra, Australia, Austria; B: Belgium, Bosnia and Herzegovina, Bulgaria; C: Canada, Croatia, Cyprus, Czech Republic; D: Denmark; E: Estonia; F: Finland, France; G: Georgia, Germany, Greece; H: Hungary; I: Iceland, Ireland, Israel, Italy; L: Latvia, Liechtenstein, Lithuania, Luxembourg; M: Malta, Monaco, Montenegro; N: Netherlands, New Zealand, North Macedonia, Norway; P: Poland, Portugal; R: Romania; S: San Marino, Serbia, Slovakia, Slovenia, Spain, Sweden, Switzerland; T: Turkey; U: Ukraine, United Kingdom

No afiliado a ningún grupo Cantidad de miembros: 1 Del G20: 0 Resto de miembros: 1 A: Azerbaijan


274 Los EE.UU. es el único país del G20 cuyo parlamento, el Congreso de los Estados Unidos de América, no participa de UIP y por ende de ninguno de sus grupos geopolíticos. Otro beneficio de este sistema es que participan de los grupos geopolíticos como observadores muchas organizaciones parlamentarias regionales. Por ejemplo, participan del Grupo Doce Más la Asamblea Parlamentaria del Consejo de Europea y el Parlamento Europeo. Otros miembros que constituyen asambleas o asociaciones parlamentarias regionales, subregionales o geopolíticas que han sido aceptadas por la UIP como observadores permanentes son los siguientes: • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • •

Asamblea Parlamentaria Paritaria ACP-UE Unión Parlamentaria Africana (APU) Parlamento Amazónico Unión Árabe Interparlamentaria Asamblea Interparlamentaria de la ASEAN (AIPA) Asamblea Parlamentaria Asiática (APA) Asociación de Senados, Shoora y Consejos equivalentes en África y el mundo árabe (ASSECAA) Asamblea Báltica Asociación Parlamentaria de la Commonwealth (CPA) Foro Parlamentos de la Conferencia Internacional sobre la Región de los Grandes Lagos (FP-ICGLR) Organización Mundial de Parlamentarios contra la Corrupción (GOPAC) Parlamento Internacional sobre Tolerancia y Paz (IPTP) Asamblea Interparlamentaria sobre Ortodoxia (IAO) Unión Interparlamentaria de los Estados Miembros de la Autoridad Intergubernamental para el Desarrollo (UIP-IGAD) Consejo Consultivo del Magreb Consejo Nórdico Parlamento Panafricano (PAP) ParlAmericas Parlamento del MERCOSUR (PARLASUR) Parlamentarios para la no proliferación nuclear y el desarme (PNND) Asamblea Parlamentaria de la Comunidad de Países de Habla Portuguesa (AP-CPLP) Asamblea Parlamentaria de la Organización de Cooperación Económica (PAECO) Asamblea Parlamentaria del Mediterráneo (PAM) Asamblea Parlamentaria de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa (OSCE) Asamblea Parlamentaria de Países de Habla Turca (TURKPA) Asamblea Parlamentaria de la Unión por el Mediterráneo (PA-UfM)


275 • Asamblea Parlamentaria de la Unión de Bielorrusia y Rusia • Confederación Parlamentaria de las Américas (COPA) • Unión Parlamentaria de los Estados Miembros de la Organización de Cooperación Islámica (PUIC) • Foro Parlamentario de la Comunidad de Desarrollo de África Meridional (SADC) • Unión Parlamentaria Scout Mundial (WSPU)

Relación con organismos multilaterales Otro desafío de la diplomacia parlamentaria en general y del P20 en particular es la posibilidad de establecer y mantener un diálogo permanente con los principales organismos multilaterales que, en general, cuentan con oficinas dedicadas específicamente a los parlamentos. El G20, por ejemplo, participa de sus reuniones y cumbres a organizaciones internacionales tales como, ejemplificativamente, durante la cumbre de Osaka en Japón en 2019, al Banco Asiático de Desarrollo, el Consejo de Estabilidad Financiera, el Fondo Monetario Internacional, el Banco Mundial, la Organización Internacional del Trabajo, la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos, la Organización Mundial de la Salud, la Organización Mundial del Comercio y, por supuesto, la Organización de las Naciones Unidas. Siguiendo la recomendación de actuar “en espejo” al G20, el P20 debería encontrar los canales e identificar los actores que, dentro de esos organismos e instituciones, se encuentran especializados en la relación con los parlamentos más allá de sus máximas autoridades, que bien podrían ser invitadas a las cumbres. La UIP, por su parte, tiene entre los observadores permanentes autorizados a organizaciones que forman parte del sistema de las Naciones Unidas y a organizaciones regionales inter-gubernamentales tales como: • Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO) • Fondo Internacional de Desarrollo Agrícola (FIDA) • Organización Internacional del Trabajo (OIT) • Oficina del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR) • Asociación para la salud materna, neonatal e infantil (PMNCH) • Programa Conjunto de las Naciones Unidas sobre el HIV/ SIDA (ONUSIDA) • Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF) • Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (UNCTAD) • Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD)


276 • Organización de las Naciones Unidas para la Educación, la Ciencia y la Cultura (UNESCO) • Entidad de las Naciones Unidas para la Igualdad de Género y el Empoderamiento de las Mujeres (ONU Mujeres) • Organización Mundial de la Salud (OMS) • Fondo Monetario Internacional (FMI) • Organización Internacional de Entidades Fiscalizadoras Superiores (INTOSAI) • Organización Internacional para las Migraciones (OIM) • Organización para la Prohibición de las Armas Químicas (OPAQ) • Comisión Preparatoria de la Organización del Tratado de Prohibición Completa de los Ensayos Nucleares (CTBTO) • Banco Mundial • Organización Mundial del Comercio (OMC) Entre las organizaciones intergubernamentales observadoras permanentes de UIP están: • Unión Africana (UA) • Liga de Estados Árabes • Organización de los Estados Americanos (OEA) Para entender la relación de los distintos miembros del G20 tanto con los bancos de desarrollo como acuerdos regionales financieros, observar los siguientes gráficos, extraídos del trabajo del Valdai Discussion Club, citado precedentemente. 318 Existen muchas otras organizaciones que no tienen ese estatus ante UIP e inclusive no tiene relación alguna. Sin embargo, toda vez que fuera necesario para enriquecer la agenda de las reuniones parlamentarias del G20, correspondería convocarlas. Me refiero, sin lugar a dudas, a la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE) y, por ejemplo, a The Parliamentary Network del FMI y Banco Mundial, entre tantas otras.

318  A los bancos señalados en el gráfico podrían agregarse el Banco de Desarrollo del Caribe (BDC), la Corporación Andina de Fomento (CAF), el Nuevo Banco de Desarrollo de los BRICS (NBD) y el Banco Asiático de Inversión en Infraestructura (BAII) –la gran apuesta de China-.


277


278 Un P20 Abierto y Electrónico El concepto de Parlamento Abierto se encuentra ampliamente extendido en la actualidad. Entre sus principales antecedentes puede mencionarse a la Declaración sobre la Transparencia Parlamentaria de 2012 319, basada en la Declaración universal sobre la democracia de 1977 320 que, por su parte, reconoce como antecedentes una serie de declaraciones, pactos y convenciones internacionales de larga data. 321 Además del reconocimiento de los derechos de participación en la gestión de los asuntos públicos; de ser informados de las actividades del gobierno y dirigirle peticiones; de acceso a la información pública; a un ejercicio de la función pública ético y transparente; y el reconocimiento de la importancia de una sociedad civil activa; y de la libertad de opinión y expresión; la declaración establece que “La democracia debe ser también entendida como un principio internacional, aplicable a las organizaciones internacionales y a los Estados en sus relaciones internacionales” (art. 24º). De tal modo, esos derechos, garantías y reconocimientos resultan de aplicación al P20 y a cualquier otro ámbito de la diplomacia parlamentaria y las relaciones internacionales de los parlamentos y parlamentarios. Tal como señalan Rubio y Vela (2019)322, “La Sociedad de la Información, al introducir nuevas variables en el comportamiento social, nuevas posibilidades y mayores oportunidades para las comunicaciones, favorece la evolución de la institución parlamentaria clásica, que no necesariamente involucra más tecnología, sino más apertura, que no siempre es lo mismo, actuando con transparencia, proporcionando espacios para la participación ciudadana y promoviendo la colaboración: Parlamento Abierto”. Hace veinticuatro años escribí en coautoría una obra en la que plantee como principales ejes para combatir la corrupción contar con marcos regulatorios que promuevan la ética pública; la protección de la confianza pública; la transparencia de los actos estatales, la participación y el control social; y que garanticen la independencia de la justicia. Mi investigación se centró en las leyes de libre información, en particular la Freedom of Information Act, sancionada en forma vanguardista por el Congreso de 319  Presentada en la conferencia mundial sobre parlamento electrónico celebrada entre el 12 y el 15 de septiembre de 2012 en Roma, Italia, que concluyó el día internacional de la democracia, coorganizada por las Naciones Unidas y la Unión Inter-Parlamentaria a través de su Global Centre for ICT in Parliament. 320  Adoptada por los parlamentos miembros de la UIP en ocasión de la 98º conferencia onterparlamentaria que se llevó a cabo en El Cairo entre el 11 y el 16 de septiembre de 1977. 321  La declaración universal de derechos humanos aprobada el 10 de diciembre de 1948; el pacto Internacional de derechos civiles y políticos; el pacto internacional de derechos económicos, sociales y culturales, aprobados el 16 de diciembre de 1966; la convención internacional sobre la eliminación de todas las formas de discriminación contra la mujer, aprobada el 18 de diciembre de 1979; la declaración sobre los criterios para elecciones libres y justas aprobada en marzo de 1994; entre otros antecedentes. 322  “Open Parliaments around the World. Open Parliaments´ Tools in Comparative Perspective”, Working Paper Series, LUISS School of Government, Rafael Rubio, Ricardo Vela, Italy, June 2019.


279 los EE.UU. en 1966. 323 Bajo el título “Su aplicación a la realidad nacional” expresé: “… estas normas no son otra cosa que el reconocimiento de las tendencias que la transformación mundial –especialmente de la mano de la revolución informática y su incidencia en las comunicaciones-, provocará en la vida y desarrollo de los países con sistemas de gobierno democráticos … No será necesaria la presencia física para acceder a archivos, documentos o informes, ni tampoco para participar u observar debates en sesiones abiertas al público. Entendemos que con la declaración de la libertad de información … e instrumentando mecanismos de participación, consulta e iniciativa popular adecuados a los tiempos modernos se combatirá la corrupción, se beneficiará la economía y la competitividad, se profundizará la transparencia y la confianza en los poderes de gobierno, y asimismo, se dará cumplimiento al imperativo constitucional de legislar y promover medidas de acción positiva que garanticen la igualdad real de oportunidades y de trato, ya que hoy en la práctica se benefician pocos, en forma reiterada y prácticamente exclusiva”. 324 La primera ley de ética pública en Argentina se aprobó unos años más tarde, en 1999. La de acceso a la información pública recién en el año 2016. En 2011 ocho gobiernos crearon la Alianza de Gobierno Abierto (OGP en sus siglas en inglés) con el objetivo común de “asegurar compromisos concretos de los gobiernos con sus ciudadanos para promover la transparencia, empoderar a los ciudadanos, luchar contra la corrupción y aprovechar las nuevas tecnologías para fortalecer la gobernanza”. 325 Tal como lo expresa el grupo de trabajo de apertura legislativa copresidido por el Congreso de Chile y el Instituto Nacional Democrático (NDI) de los EE.UU. en la publicación de una serie de herramientas para avanzar en la apertura legislativa, “Si bien los poderes ejecutivos han demostrado un compromiso con la reforma de apertura a través de la participación en OGP, muchos de los parlamentos del mundo también han comenzado a participar en procesos de reforma democrática para fortalecer la confianza pública en las instituciones de gobernanza”. 326 A diferencia de OGP, en cuyo marco participan representantes de alto nivel de gobiernos y representantes de organizaciones de la sociedad civil de distintas regiones del mundo327, a nivel parlamentario la Red de 323  “La Corrupción y los Factores de Poder”, Juan Bautista y Juan de Dios Cincunegui. Instituto de Estudios sobre el Rol del Estado en la Sociedad. Fundación Argentina de Planeamiento. Octubre de 1996. Págs. 59 y siguientes. 324  Ob. cit, Pág. 67 y siguientes. 325  OGP cuenta actualmente con un comité ejecutivo integrado por representantes de gobierno y de sociedad civil; una comisión directiva; un panel de expertos internacionales; embajadores; y su staff. 326  “Parliamentary Openness and the Open Government Partnership: A Toolkit for Advancing Legislative Openness”, Legislative Openness Working Group, 2013. 327  Actualmente el comité ejecutivo de OGP está liderado por el gobierno de Argentina, con mandato hasta el 2021, acompañado por los gobiernos de Canadá, ambos por la región de las Américas; Alemania, Francia, Italia y Rumania (Europa); Georgia e Indonesia (Asia Pacífico); Nigeria y Sudáfrica (África); y Corea del Sur (Asia). Los representantes de la sociedad civil corresponden a Argentina (Directorio Legislativo) y a otras organizaciones de todo el mundo, incluyendo a Access Info Europe, Twaweza, Transparency International, The B Team, Institute for Development of Freedom of Information, Asia Democracy Network, University of New York, Publish What You Pay, White Crow, TACID Network, y Restless Development.


280 Parlamento Abierto carece del mismo nivel de institucionalidad328, cuestión que merece una profunda reflexión por parte de la comunidad internacional de parlamentos. En relación al P20, la recomendación es que se trabaje muy articuladamente con los grupos de compromiso del G20, profundizando y mejorando la modalidad que establecimos en 2018 con la organización de un foro parlamentario previo a la cumbre. Más aún, lo más lógico sería aprovechar la planificación de las reuniones de esos grupos en la plataforma del G20, introduciendo en la misma a los parlamentos. Con respecto al Parlamento Electrónico, señala Martín Chungong, secretario general de la UIP, en su prólogo al informe de 2018, que “La promesa de que las TIC ayudarían a los parlamentos a desempeñar sus funciones centrales de manera más abierta, accesible, responsable y efectiva empieza a ser una realidad”. A ello agrega: “Por encima de todo, debemos comenzar a examinar con más detenimiento la repercusión que una mayor apertura parlamentaria produce en la percepción que el público tiene del parlamento, así como en su grado de participación. Por este motivo, el informe de 2018 ofrece una nueva definición de lo que significa ser un parlamento electrónico: una que hace hincapié en los principios de colaboración, inclusividad, participación y apertura. Estamos fijando un listón más alto, porque esto es lo que la ciudadanía espera legítimamente de su parlamento en la actualidad”. 329 El informe fue presentado en la World e-Parliament 2018 celebrada en Ginebra, Suiza, entre el 3 y 5 de diciembre de 2018, en la que participé junto a otros colegas argentinos y resultó ser sumamente productiva. En la esfera internacional el uso de medios electrónicos es todavía más importante que en el orden doméstico, y sus beneficios verdaderamente notables. Durante mi gestión en la cámara de diputados de Argentina, como responsable de diplomacia parlamentaria introduje desde el inicio la modalidad virtual, en especial para etapas preparatorias a grandes eventos internacionales. 330

328  Sus miembros son, exclusivamente, organizaciones internacionales que tienen “un compromiso demostrado de brindar apoyo para la apertura legislativa en múltiples países”. Se trata en la actualidad de Directorio Legislativo, la Red Latinoamericana de Transparencia Legislativa, el Instituto Nacional Demócrata, la Oficina para Instituciones Democráticas y Derechos Humanos de la OSCE, ParlAméricas, y la Fundación Westminster para la Democracia. No hay participación directa de los parlamentos nacionales. Sí se contempla un Comité de Liderazgo Parlamentario, integrado por legisladores y funcionarios legislativos, con mandato o situación de revista vigente o, inclusive, ex legisladores y funcionarios, lo que no suple la falta de participación de los parlamentos en la red de modo institucional. Los parlamentarios que integran ese comité provienen de Canadá, Chile, Georgia, Francia y Paraguay. 329  “Informe mundial de 2018 sobre el parlamento electrónico”. Unión Inter-Parlamentaria, 2018. Página 3. 330  Por ejemplo, la preparación de misiones oficiales al exterior. De hecho conocí a principios de 2017 a Jorge Faurie, canciller de la República Argentina entre junio de 2017 y diciembre de 2019, en el marco de una reunión de trabajo con él y su equipo de carácter virtual, ellos en la embajada argentina en París –donde por entonces aquél prestaba servicios como embajador- y yo en Buenos Aires, en el palacio legislativo.


281

Diciembre de 2018. De izquierda a derecha: Marcelo Muscillo y Daniel Basile, del Círculo de Legisladores de la Nación Argentina (CLNA); Martín Chungong, Secretario General de la UIP; Gilberto Alegre, también del CLNA y Juan de Dios Cincunegui por la presidencia de la Cámara de Diputados de Argentina.

Un antecedente interesante para comentar fue mi iniciativa para desarrollar una consulta pública virtual para la reglamentación de la Ley 27.275 de acceso a la información pública, organizada por primera vez en la historia del congreso argentino en el año 2017, un verdadero hito que me generó algunos dolores de cabeza pero que terminó siendo un éxito. 331 La pandemia del COVID-19 aceleró los tiempos para todos. Al momento del cierre de esta obra el mundo se apresta a cambios profundos en el modo de relacionamiento de la gente, motivados fundamentalmente en las restricciones a la libre circulación, lo que ha sometido a los parlamentos a procesos acelerados de reconversión electrónica. Se trata de una gran oportunidad para la diplomacia parlamentaria, que hace tiempo debió aprovechar la evolución de las TIC para enriquecer los intercambios en la arena parlamentaria internacional. En los tiempos actuales ha devenido en un imperativo, toda vez que la falta de adaptación implicaría, sencillamente, la pérdida de los ámbitos institucionales que le costaron siglos desarrollar a la comunidad internacional, como la propia Unión Inter-Parlamentaria, que el año pasado cumplió 130 años, es decir, que nació cuando el mundo todavía no conocía el transporte aéreo.

331  El art. 4º de la resolución presidencial Nº 1786 del 20 de diciembre de 2016 que crea la oficina de transparencia y acceso a la información pública, de mi autoría, instruyó a la unidad ejecutora del programa de modernización parlamentaria, innovación, transparencia y fortalecimiento democrático 2016/20178, también de mi autoría, que debía procederse a través de la coordinación general –por entonces a cargo de Dolores Martínez, actualmente diputada nacional- “un procedimiento de consulta pública acerca de la reglamentación de la Ley 27.275, contemplando la participación de los actores internos de esta Honorable Cámara de Diputados de la Nación, la Red de Parlamento Abierto Argentino, y el público en general, mediando el uso de una plataforma virtual de acceso libre a través de la página web oficial de la institución y otros mecanismos que permitan la más amplia participación ciudadana”.


282 El desafío del P20, al igual que para los demás grandes foros de parlamentos de carácter mundial –como, ejemplificativamente, las asambleas UIP; la conferencia mundial de presidentes de parlamentos; o la conferencia parlamentaria sobre la OMC, por sólo nombrar eventos UIPes adaptarse rápidamente aplicando lo más avanzado de las tecnologías disponibles para no sólo seguir funcionando sino, inclusive, mejorar su desempeño.

Articulación con los gobiernos En el capítulo de “Gobiernos y Parlamentos, una relación estratégica” puse de manifiesto la importancia de la articulación entre ambos actores, destacando en particular el rasgo distintivo de la complementariedad de la diplomacia parlamentaria respecto a la diplomacia oficial. Destaca Mariano Ferrero (2019:163)332 que “la DP puede ser un instrumento útil para las relaciones entre los Estados, siempre y cuando mantenga la coherencia y esté bien coordinada con la diplomacia oficial”. Sin embargo, en opinión de otro autor, Daniel Fiott, citado por Ferrero, “si los parlamentarios son vistos como muy cercanos e indistinguibles de sus propios gobiernos, esto puede ser visto también como una debilidad de la parlomacia (su) fortaleza es su independencia respecto de los gobiernos y otros establishments” (Fiott 2011, 4).333 Habrá que encontrar un equilibrio entre la coordinación de los gobiernos y los parlamentarios y el nivel de independencia de estos últimos.

332  “Representación popular y acción exterior: desarrollo y alcances de la Diplomacia Parlamentaria en el mundo contemporáneo”. Colombia internacional (98): 139-167. 333  “On the Value of Parliamentary Diplomacy”, Madariaga Paper 4 (7): 1-6, 2011.


El rol de la UIP

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

283

Para dotar de mayor factibilidad a todas y cada una de las recomendaciones formuladas y resolver los desafíos planteados en este capítulo exitosamente, resulta fundamental garantizar el involucramiento de la UIP en el P20. Sus actuales autoridades, Gabriela Cuevas Barrón –su presidenta- y Martín Chungon –su secretario general- ya han hecho historia, apuntalando la organización de los P20 celebrados en 2018 en Argentina y en 2019 en Japón. El último párrafo de la declaración conjunta de Tokio señala expresamente: “Pedimos a la UIP que continúe su papel en el mantenimiento del marco del P20 en el futuro, ya que esperamos reunirnos nuevamente en 2020”. Claro y contundente, el P20 debe continuar e ir perfeccionándose progresivamente. En la agenda de la asamblea Nº 142 de la UIP, cuya realización estaba prevista para los días 16 a 20 de abril de 2020 en Ginebra, Suiza, sede de la institución, se incluyó un proyecto de declaración sobre diplomacia parlamentaria. Si bien no pudo ser tratado con motivo de la pandemia del COVID-19, que derivó en el levantamiento de la convocatoria, la propuesta resulta sumamente interesante. La declaración sobre diplomacia parlamentaria de la UIP, de aprobarse, aspira a que los parlamentos y gobiernos de todo el mundo se guíen por su contenido, basado en los siguientes principios:


284 I. II. III. IV.

Reforzar el diálogo político y la diplomacia parlamentaria. Cooperación Inter-parlamentaria. Participación parlamentaria en asuntos internacionales. Parlamentos y gobernanza global.

Veamos cada uno en particular: I. Reforzar el diálogo político y la diplomacia parlamentaria 1.

2.

3.

4.

5.

6.

7.

8.

Los Parlamentos confían en el valor del diálogo entre diferentes perspectivas. Al crear un ambiente de confianza y respeto mutuo, el diálogo sobre políticas es importante para desarrollar comprensión y encontrar soluciones. Por lo tanto, los parlamentos están muy bien situados para promover y participar en el diálogo político, tanto a nivel internacional como nacional. Al apoyar el diálogo político y la mediación, la diplomacia parlamentaria desempeña un papel constructivo y efectivo en la prevención de conflictos y la gestión de crisis, ayudando así a reducir las tensiones e identificar soluciones a los problemas políticos dentro de los Estados y entre ellos. Los Parlamentos con frecuencia abordan cuestiones delicadas, como los casos ante el Comité de Derechos Humanos de los Parlamentos de la UIP. Dicho diálogo representa una expresión de solidaridad interparlamentaria y puede ayudar a resolver situaciones políticas delicadas, al tiempo que garantiza que los parlamentarios puedan ejercer sus responsabilidades de manera segura y efectiva. La diplomacia parlamentaria efectiva requiere parlamentos fuertes, autónomos y capaces, incluso en los asuntos internacionales. Por lo tanto, los parlamentos deberían continuar desarrollando su capacidad y desempeñar un papel activo en los asuntos internacionales, incluida la sensibilización de los parlamentarios, la creación de órganos parlamentarios adecuados para coordinar y vincular las actividades interparlamentarias y procedimientos parlamentarios nacionales y garantizar que cuenten con personal suficientemente calificado para aportar su ayuda a los trabajos de los parlamentarios. Es conveniente preservar un justo equilibrio entre las actividades parlamentarias nacionales, regionales e internacionales, prestando atención constante a las necesidades de los ciudadanos. El hecho de que los parlamentarios representen a sus electores es un elemento esencial del parlamentarismo. Por lo tanto, es particularmente importante garantizar a los ciudadanos el derecho a expresar sus elecciones y convicciones políticas y determinar su futuro a este respecto. Considerando que un conjunto de problemas transnacionales afecta directa o indirectamente los intereses de los ciudadanos,


285

9.

los parlamentos a menudo tienen que recurrir a la cooperación interparlamentaria para tomar medidas efectivas para resolver estos problemas. Los parlamentos deben esforzarse por ser lo más representativos, transparentes, accesibles, responsables y efectivos posible e incluir las opiniones de todos los grupos que conforman la sociedad, incluidas las mujeres, los jóvenes y los más marginados.

II. Cooperación interparlamentaria 10.

11.

12.

13.

14.

15.

16.

La cooperación interparlamentaria a nivel internacional, regional y subregional es un elemento clave de la diplomacia parlamentaria. El intercambio de puntos de vista y de experiencias entre los parlamentarios de diferentes países fomenta el entendimiento mutuo y abordan cuestiones de interés común. Es esencial que los parlamentarios, como representantes del pueblo, puedan entablar un diálogo interparlamentario con sus homólogos en todo el mundo sin obstáculos ni trabas. Los Estados y otras autoridades deben abstenerse de imponer sanciones, embargos u otras medidas restrictivas contra los parlamentarios destinados a restringir u obstaculizar su capacidad de participar en la diplomacia parlamentaria y, por lo tanto, contribuir de manera efectiva a la dimensión parlamentaria de la gobernanza internacional. La UIP ofrece a los parlamentos una plataforma preeminente para el diálogo y la cooperación a nivel mundial. Reúne a casi todos los parlamentos nacionales del mundo y funciona como una contraparte parlamentaria de las Naciones Unidas. Desde la creación de la UIP en 1889, los parlamentarios han discutido una multitud de cuestiones y esta interacción a menudo ha servido como catalizador para encontrar soluciones a problemas políticos. Los organismos interparlamentarios regionales y subregionales desempeñan una serie de funciones importantes. Los parlamentos regionales y subregionales tienen un papel legislativo y de supervisión cada vez mayor debido a la necesidad de trabajar de manera transfronteriza para encontrar soluciones comunes. La cooperación bilateral entre parlamentos, tanto política como operacional, como los grupos de amistad parlamentarios, crea oportunidades importantes para intercambiar opiniones y experiencias, y ayuda a mejorar la comunicación y comprensión entre parlamentarios y Estados. Los parlamentos deberían aprovechar al máximo las organizaciones interparlamentarias mundiales y regionales y, a través de ellas, tratar de influir en los organismos intergubernamentales pertinentes. Los parlamentos deben garantizar que la información sobre


286

17.

18.

el trabajo de las organizaciones interparlamentarias en las que participan sea difundida ampliamente y sea tenida en cuenta sin dificultad en el trabajo de los parlamentos nacionales. Se debe promover la coherencia en la cooperación interparlamentaria para fomentar la alineación de las políticas, hacer el mejor uso de los recursos parlamentarios y evitar la duplicación. Como organización mundial de parlamentos nacionales, la UIP está bien posicionada para garantizar la armonización de esta cooperación. La era digital ofrece una gran cantidad de nuevas formas de intercambio y cooperación. Los parlamentos y los órganos interparlamentarios deberían considerar todas las posibilidades para mejorar el diálogo y compartir las buenas prácticas.

III. Participación parlamentaria en los asuntos internacionales 19.

20.

21.

22.

23.

Como en todas las áreas de acción del gobierno, los parlamentos analizan escrupulosamente y contribuyen a la política exterior del gobierno. En general, se acepta que la política exterior no puede dejarse solo al Poder Ejecutivo y que los parlamentos deben participar en debates sobre problemas y procesos globales y contribuir a este proceso. La diplomacia parlamentaria no pretende reemplazar la acción del Ejecutivo, pero abre un camino complementario que permite que se escuchen diferentes voces y forje la voluntad política necesaria para abordar temas sensibles. Al modificar el marco legislativo, controlas las acciones del Ejecutivo y asignar los recursos financieros, los parlamentos desempeñan un papel central y aseguran que los compromisos internacionales de los Estados sean traducidos en acciones a nivel nacional. Como resultado, en el interés de las personas que los parlamentarios han sido elegidos para representar, los parlamentos deben desempeñar un papel activo en la formulación de los compromisos internacionales que posteriormente serán implementados. Los parlamentos apoyan los asuntos internacionales, entre otras cosas, celebrando consultas con los gobiernos antes de que se lleven a cabo las negociaciones, discutiendo los acuerdos y avances propuestos, brindando asesoramiento y recomendaciones parlamentarias, y ratificando e implementando los textos resultantes. Es esencial que los parlamentos sean informados, de manera oportuna y apropiada, de las posiciones de sus gobiernos en las negociaciones en foros regionales o mundiales, como las Naciones Unidas. Los parlamentos deberían examinar escrupulosamente la implementación de los acuerdos internacionales, contribuir a la preparación de los informes nacionales para los mecanismos internacionales de supervisión y dar seguimiento a sus recomendaciones.


287 IV. Los parlamentos y la gobernanza mundial 24.

25.

26.

En particular, la Declaración Universal de la Democracia de 1997 establece que “la democracia también debe ser reconocida como un principio internacional, aplicable a las organizaciones internacionales y a los Estados en sus relaciones internacionales”. Los parlamentos deben allanar el camino y garantizar que este principio sea aplicado de manera efectiva. Las Naciones Unidas, los parlamentos nacionales y la UIP deben continuar sus esfuerzos para trabajar en estrecha colaboración y mejorar aún más su asociación estratégica, fortaleciendo así el multilateralismo. Las actividades del sistema de las Naciones Unidas a nivel nacional deben implicar sistemáticamente la conclusión de un compromiso con el parlamento nacional en cuestión.

El proyecto no define conceptualmente a la diplomacia parlamentaria. Sin embargo, a través de sus considerandos y principios, pueden advertirse las notas que lo caracterizan. Una de ellas, típica, es el “diálogo interparlamentario”. Se trata, en definitiva, de la diplomacia de los parlamentos y los parlamentarios, una diplomacia de pares. Los gobiernos, en cambio, dialogan entre sí a través de sus jefes de estado y de gobierno (como el caso de la Cumbre del G20); los referentes del servicio exterior de sus naciones -lo que incluye a cancilleres, embajadores, cónsules, jefes de delegación, las estructuras centralizadas y descentralizadas como agencias y organismos especializados, entre tantos otros-; y otras carteras de gobierno (por ejemplo en el caso de los organismos financieros internacionales como el FMI, GBM, CAF o ámbitos como el Club de París 334 o las reuniones de los presidente de bancos centrales, el protagonismo lo tiene el ala económica de los gobiernos –de hecho los encuentros de ministros de finanzas del G7 y G20 son el antecedente directo de las cumbres de líderes-). La enorme diferencia entre la diplomacia oficial y la diplomacia parlamentaria en relación a esta característica es que la primera funciona con un orden jerárquico, mientras la segunda, en principio, no reconoce jerarquías, disfrutando los legisladores de un status común, valiendo su voto en el recinto exactamente lo mismo. Sin embargo, en la práctica, los legisladores adquieren diferentes roles durante sus mandatos. Están los speakers, presidentes, vicepresidentes y demás autoridades de las instituciones parlamentarias; los presidentes, vicepresidentes y demás autoridades de las comisiones; las autoridades de bloque; y muchos otros roles que se reparten entre cargos instituciona334  http://www.clubdeparis.org


288 les, como los citados en primer término, y político-partidarios, como los mencionados en último término. Los sistemas parlamentarios, por su parte, tienen la particularidad de que muchos legisladores asumen roles ejecutivos en el gobierno que van desde la posición de primer ministro hasta la titularidad de distintas carteras ministeriales. Al rol formal se suma el peso específico de cada legislador, que varía en función de una serie de rasgos como el liderazgo, la popularidad, la historia, la capacidad de gestión, la influencia en los medios, la relación con sus pares, entre otros. Esta diferencia entre ambos tipos de diplomacia conlleva la necesidad de seleccionar, en el caso de la parlamentaria, a los legisladores que mejor representan a la institución para cada caso determinado. Algunos ejemplos: - respetar el perfil de los legisladores en función de los términos de la convocatoria. Un caso típico es la cumbre de presidentes de parlamentos del G20 (P20), reservada a los speakers o presidentes, pudiendo delegarse su representación en terceros tales como vicepresidentes u otros. Aun así, debe propenderse a que la reunión se desarrolle entre pares, y evitar las limitaciones que muchas veces enfrentan actores de menor rango en perjuicio de sus propios parlamentos. - Parece lógico asociar la representación de los parlamentos en foros internacionales con legisladores que son autoridad o miembros de las comisiones con competencias en materia de relaciones exteriores. - Para casos de instituciones parlamentarias internacionales con objetivos específicos, o cuando la convocatoria particular de una IPI con objetivos generales se asocia a asuntos particulares, conviene que los legisladores sean especialistas en la materia y preferentemente autoridad o al menos miembros de las comisiones con competencias específicas en los temas a tratar (por ejemplo salud; ambiente y recursos naturales; economía y finanzas; legislación del trabajo; agricultura, ganadería, pesca, industria, comercio; energía y minería; asuntos constitucionales; justicia y derechos humanos; ciencia y tecnología; cultura y educación; defensa; legislación penal y seguridad interior; libertad de expresión; género; entre tantos otros). - En los casos de membresías a IPI, institucionales o particulares, la representación corresponderá, en principio, a


289 los miembros de las delegaciones permanentes (por ejemplo UIP, Parlatino) o a los “socios” de los organismos o redes de parlamentarias (por ejemplo la Red Parlamentaria Global de OCDE; PGA, Parliamentarians for Global Action; GOPAC, Organización Mundial de Parlamentarios contra la Corrupción; o el International Parliament for Tolerance and Peace, por sólo citar a algunos). - Si la agenda de diálogo interparlamentario estuviera asociada a asuntos bilaterales, parece lógico pensar en las autoridades y miembros de los Grupos Parlamentarios de Amistad, en combinación con autoridades y miembros de las comisiones relacionadas con competencias en materia de relaciones exteriores. - También están los casos que requieren de aptitudes especiales, como el idioma por ejemplo (pensar en la APF, Asamblea Parlamentaria de la Francofonía). Los embajadores parlamentarios serían, en consecuencia, los legisladores seleccionados para representar a su parlamento ante parlamentos y parlamentarios de otros países del mundo, así como ante instituciones parlamentarias internacionales. Un buen diálogo requiere que las partes compartan una agenda común; tengan vocación al diálogo; estén en condiciones intelectuales óptimas para participar del debate y las negociaciones (conozcan la materia); y cuenten con legitimidad y representatividad frente a sus respectivos parlamentos. Tal como lo expresa el proyecto de declaración de la UIP, el diálogo se encuentra ínsito en la naturaleza de la actividad parlamentaria (ver punto I de sus principios). A diferencia de los gobiernos y la diplomacia oficial, los parlamentos se encuentran integrados por representantes de distintas corrientes políticas. La pluralidad es otra nota típica de la diplomacia parlamentaria. En el punto III del proyecto, bajo el título “Participación parlamentaria en los asuntos internacionales” se hace referencia a la pluralidad al señalar: “La diplomacia parlamentaria no pretende reemplazar la acción del Ejecutivo, pero abre un camino complementario que permite que se escuchen diferentes voces y forje la voluntad política necesaria para abortar temas sensibles” (punto 19º). El Estatuto de la UIP contempla la organización de dos asambleas anuales (Art. 9º), integradas por “parlamentarios designados en calidad de de-


290 legados por los Miembros de la UIP”, es decir, los parlamentos (Art. 10º, inciso 1). Resulta interesante describir la forma como se promueve la pluralidad y la integración de mujeres y jóvenes. En la segunda parte de esa norma se agrega: “Los Miembros –en referencia nuevamente a los parlamentosdeberán incluir en sus delegaciones parlamentarias a hombres y mujeres y se esforzarán en asegurar su representación igualitaria”. El cupo de las delegaciones es de hasta ocho parlamentarios para los países con población inferior a cien millones de habitantes, y de hasta diez para los países cuya población sea igual o superior a esa cifra (Art. 10º, inciso 2). Sin embargo, se reconoce derecho a inscribir a un delegado suplementario si al menos un parlamentario menor de 45 años es miembro de la delegación, siempre y cuando la delegación esté compuesta por representantes de ambos sexos (Art. 10º, inciso 3). “Toda delegación integrada en tres sesiones consecutivas de la Asamblea exclusivamente por parlamentarios del mismo sexo se verá automáticamente reducida de una persona” (Art. 11º). Basado justamente en la pluralidad, el reglamento permite que las delegaciones puedan dividir sus votos, “para expresar la diversidad de opiniones de sus miembros” (Art. 15º, inciso 3º), algo impensable en el régimen de la diplomacia oficial. Otra característica de la diplomacia parlamentaria son los valores que la inspiran. Señala el proyecto de declaración: - la premisa de que “la diplomacia y el diálogo parlamentarios son medios efectivos para establecer la paz, el desarrollo y la democracia”; - los principios fundamentales del derecho internacional, “incluida la igualdad soberana de todos los Estados, la no injerencia en los asuntos internos de otros Estados y el cumplimiento de buena fe de los compromisos internacionales”. Con respecto a la defensa de la democracia, no hay ninguna duda que es una de las características esenciales de la diplomacia parlamentaria, toda vez que pueden existir gobiernos y por ende diplomacia oficial sin democracia ni parlamentos; pero imposible concebir democracias auténticas sin parlamentos auténticos. Por tal motivo el proyecto de declaración en estudio hace referencia no sólo al Día Internacional de la Democracia (15 de septiembre) y al Día Internacional del parlamentarismo (30 de junio), a las que considera


291 “oportunidades anuales para continuar el debate sobre el papel internacional de los parlamentos” sino, además, se insiste en la “dimensión internacional de la democracia”, recordando la declaración universal de la democracia de 1997 que señala: “la democracia también debe ser reconocida como un principio internacional, aplicable a las organizaciones internacionales y a los Estados en sus relaciones internacionales”. En el punto IV, titulado “Los parlamentos y la gobernanza mundial”, se destaca que “Los parlamentos deben allanar el camino y garantizar que este principio sea aplicado de manera efectiva” (punto 24º). Asociado a esos valores, también cita el proyecto de declaración de la UIP los roles que la diplomacia parlamentaria reserva a los parlamentos, incluyendo: - “el papel esencial desempeñado por los Parlamentos y la UIP en la movilización de la voluntad política y forjando el compromiso necesario para resolver los numerosos desafíos que debe hacer frente el mundo”, propios de un “mundo interdependiente” y una “amplia gama de desafíos transfronterizos que ningún Estado puede resolver solo” como “paz y seguridad, democracia, derechos humanos, salud, migración, cambio climático y desarrollo sostenible”. - La “construcción de puentes entre países” con el fin de “fortalecer las relaciones políticas, económicas, sociales, culturales entre los pueblos” y al mismo tiempo preservar las “especificidades nacionales”. En lo relativo a la cooperación internacional, se recuerda la visión adoptada en muchas resoluciones UIP; en las declaraciones adoptadas por la Conferencia Mundial de Presidentes de Parlamentos; y en las resoluciones de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre interacción entre las Naciones Unidas, los parlamentos nacionales y la UIP; y se propone acoger con beneplácito “la diversificación de formas y mecanismos de cooperación interparlamentaria que abren el camino a nuevas posibilidades de deliberación sobre las cuestiones regionales o mundiales”. Destaco además de las cuatro recomendaciones que se proyectan en el borrador de la declaración: - que “La diplomacia parlamentaria efectiva requiere parlamentos fuertes, autónomos y capaces, incluso en los asuntos internacionales” (punto 4º del proyecto). A esos efectos, se menciona la necesidad de: - sensibilizar a los parlamentarios en materia de diplomacia parlamentaria;


292 - crear “órganos parlamentarios adecuados para coordinar y vincular las actividades interparlamentarias y los procedimientos parlamentarios nacionales”; y - contar con “personal suficientemente calificado para aportar su ayuda a los trabajos de los parlamentarios” (punto 5º del proyecto). Más adelante se agrega: - “Los parlamentos deben esforzarse por ser lo más representativos, transparentes, accesibles, responsables y efectivos posible” (punto 9º del proyecto); y - se menciona expresamente como opción adoptar “nuevas formas de intercambio y cooperación” aprovechando la gran cantidad de alternativas que ofrece la era digital (punto 18º del proyecto). Otra recomendación importante es que se debe: - “Preservar un justo equilibrio entre las actividades parlamentarias nacionales, regionales e internacionales, prestando atención constante a las necesidades de los ciudadanos”. Siempre recuerdo las palabras del embajador de la República Oriental del Uruguay en Argentina, Héctor Carlos Lescano Fraschini, muy querido y reconocido por todos, a quien escuché en varias oportunidades decir que la política uruguaya es internacional o no es política, dando significación a la importancia de las relaciones exteriores del país vecino en sus políticas nacionales. Sin lugar a dudas la conexión entre la diplomacia parlamentaria y los asuntos parlamentarios nacionales debe ser directa, clara, útil, y con capacidad para permitir una evaluación seria de sus resultados. Debe estar orientada, además, a atender “las necesidades de los ciudadanos”. La mejor forma de superar las críticas es a través de la rendición de cuentas y la apertura de la gestión de diplomacia parlamentaria a los ciudadanos. Tal como señala el proyecto, “Los parlamentos deben … incluir las opiniones de todos los grupos que conforman la sociedad, incluidas las mujeres, los jóvenes y los más marginados” (ver punto 9º del proyecto). Otra nota típica de la diplomacia parlamentaria está asociada a las funciones y competencias básicas de los parlamentos y su relación con las relaciones internacionales, tal como lo señala el proyecto de declaración de UIP en referencia a la potestad para modificar los marcos legislativos, incluyendo la ratificación o no de los acuerdos internacionales; controlar las acciones del ejecutivo; y asignar los recursos financieros que, entre otras cosas, financiarán el funcionamiento del propio servicio exterior de


293 la Nación en línea con el planeamiento estratégico de la política exterior del estado, incluyendo la capacidad para cumplir con los compromisos internacionales (punto 20º). El proyecto destaca la importancia de que los parlamentos sean informados “de manera oportuna y apropiada” de las posiciones de sus gobiernos en las negociaciones (punto 22º); y, a su vez, examinen la implementación de los acuerdos internacionales, contribuyan a la preparación de los informes nacionales para los mecanismos internacionales de supervisión, y den seguimiento a sus recomendaciones (punto 23º). Por último, el proyecto de declaración señala que la ONU, UIP y los parlamentos nacionales deben seguir trabajando estrechamente y mejorar su asociación estratégica, fortaleciendo el multilateralismo (punto 25º); y que las actividades del Sistema de las Naciones Unidas a nivel nacional deben implicar “sistemáticamente” la conclusión de un compromiso con el parlamento nacional en cuestión (punto 26º). El proyecto, en términos generales, es muy interesante. Como recomendación haría mención a los denominados “G”, ámbitos de importancia creciente en la arena internacional y, en particular, en la necesidad de que los parlamentos y la propia UIP se adapten a los mismos a través de herramientas como el P20, cuya debilidad institucional es evidente; estando su sustentabilidad en el tiempo todavía en dudas.



La diplomacia parlamentaria, ¿genera beneficios concretos y palpables para la gente?

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

295

Esta publicación está inspirada en la defensa del parlamentarismo y la promoción de un mayor involucramiento de los parlamentos y los parlamentarios en la política exterior, la diplomacia, y las relaciones internacionales. ¿En qué se basa esa defensa? En ideas muy básicas. En primer lugar, los parlamentos merecen ser defendidos conceptualmente porque ocupan un lugar central en el sistema democrático. Señalaba Alain Touraine (1992) en un artículo publicado en El Correo de la UNESCO335 que “Hoy en día es más frecuente definir la democracia en función de aquello de lo cual libera la arbitrariedad, el culto de la personalidad o el reinado de la nomenklatura que teniendo en cuenta lo que construye o las fuerzas sociales en las que se apoya”. Más adelante agrega: “… la democracia no es ni únicamente participativa ni exclusivamente liberal. Es ante todo arbitral, lo que supone el reconocimiento de un conflicto central entre orientaciones antagónicas como la inversión y la participación, o inclusive entre la comunicación y la subjetividad … Si la vida política no logra organizar el arbitraje entre la modernidad y la identidad, no puede responder a la exigencia primordial de la democracia: ser representativa”. “Esta noción de democracia como arbitraje entre componentes antagónicos de la vida social no se limita a la idea del gobierno de la mayoría. Implica ante todo el reconocimiento de un elemento por otro, de cada elemento por los demás, y, por ende, tanto la conciencia de lo que une esos elementos como de lo que los separa”.

335  “¿Qué es la democracia”, El Correo de la UNESCO, noviembre de 1992.


296 “La democracia no descansa solamente en un equilibrio o un compromiso entre las fuerzas que están en juego sino en su integración parcial. Aquellos para quienes el progreso significa hacer tabla rasa del pasado y de las tradiciones son tan adversarios de la democracia como los que ven en la modernización una obra diabólica. Una sociedad sólo puede ser democrática si reconoce a la vez su unidad y sus conflictos internos”. “De ahí la importancia esencial que revisten en una democracia el derecho y la idea de justicia, definida como el más alto nivel posible de compatibilidad entre los intereses en juego. El criterio principal de la justicia es el máximo de libertad viable para el mayor número posible de actores. La meta de una sociedad democrática es conciliar la mayor diversidad posible con la participación del mayor número posible en los instrumentos y los beneficios de la actividad colectiva”. Completando estas ideas coincidimos con Norberto Bobbio (1985), quien responde a la pregunta “¿Gobierno de los Hombres o Gobierno de las Leyes?” lo siguiente: “El gobierno de las leyes celebra hoy su propio triunfo en la democracia. ¿Qué es la democracia sino un conjunto de reglas (las llamadas reglas del juego) para la solución de los conflictos sin que se haya de recurrir al derramamiento de sangre? ¿Y en qué consiste el buen gobierno democrático sino, ante todo y, sobre todo, en el más riguroso respeto de estas reglas? Personalmente no tengo ninguna duda en lo tocante a las respuestas a estas preguntas. Y precisamente porque no tengo dudas, puedo concluir tranquilamente diciendo que la democracia es el gobierno de las leyes por antonomasia. En el momento mismo en que un régimen democrático pierde de vista este su principio inspirador, se transforma rápidamente en su contrario, en una de las muchas formas de gobierno autocrático, de las que están llenas las narraciones de los historiadores y las reflexiones de los escritores políticos”. 336 La declaración universal sobre la democracia establece, claramente, que “La democracia se funda en la primacía del derecho y en el ejercicio de los derechos humanos. En un Estado democrático, nadie está por encima de la ley y todos los ciudadanos son iguales ante la ley”. 337 Si bien es cierto que la democracia se encuentra en el peor momento de los últimos años y que existirían sólo 19 democracias plenas en todo el mundo -apenas poco más del 11% del total de los países miembros de las Naciones Unidas-, los parlamentos siguen siendo una de sus instituciones más representativas, a punto tal de formar parte esencial del modelo utilizado para su evaluación. 338

336  “El futuro de la democracia”, Capítulo 7: ¿Gobierno de los Hombres o Gobierno de las Leyes?”, Editorial Plaza Janés Editores, 1985. 337  Art. 7º. Adoptada por los parlamentos miembros de la UIP en ocasión de la 98º Conferencia Inter-Parlamentaria (Cairo, 11-16 de septiembre de 1997). 338  “Democracy Index 2019: A year of democratic setbacks and popular protest”, A report by The Economist Intelligence Unit.


297 Por otra parte, en lo relativo a la promoción de un mayor involucramiento de los parlamentos y los parlamentarios en la arena internacional, es a esta altura irrefutable el grado de influencia de las agendas regionales y globales en las políticas nacionales y, por ende, en la calidad de vida y el desarrollo humano de nuestros países.

Recuerda Andrew Clapham (1999) la declaración del comité de derechos económicos, sociales y culturales de la ONU de mayo de 1998 en su 18º período de sesiones. En tal sentido señala: “Los desarrollos actuales asociados con la globalización no son en sí mismos ´necesariamente incompatibles con los principios del Pacto o con las obligaciones de los gobiernos en virtud del mismo´. ´Sin embargo, tomados en conjunto, y si no se complementan con políticas adicionales apropiadas, la globalización corre el riesgo de degradar el lugar central otorgado a los derechos humanos por la Carta de las Naciones Unidas en general y la Declaración Internacional de Derechos en particular. Este es especialmente el caso en relación con los


298 derechos económicos, sociales y culturales. Así, por ejemplo, el respeto por el derecho al trabajo y el derecho a condiciones de trabajo justas y favorables se ve amenazado cuando hay un énfasis excesivo en la competitividad en detrimento del respeto por los derechos laborales contenidos en el Pacto. El derecho a formar sindicatos y unirse a ellos puede verse amenazado por restricciones a la libertad de asociación, restricciones que se consideran ´necesarias´ en una economía global, o por la exclusión efectiva de las posibilidades de negociación colectiva, o por el cierre del derecho a huelga para varios grupos ocupacionales y otros. El derecho de todos a la seguridad social podría no estar garantizado por acuerdos que dependan completamente de contribuciones privadas y esquemas privados”. 339 Ahora bien, esto desde el punto de vista conceptual, pero en la práctica corresponde preguntarse si la diplomacia parlamentaria genera o no beneficios concretos y palpables para la gente. Se trata, en mi opinión, de una función parlamentaria basada en competencias propias de los parlamentos y los parlamentarios que pueden ser mandatorias, es decir, de cumplimiento obligado, o discrecionales, de cumplimiento optativo. De lo que estoy seguro es que la ausencia de diplomacia parlamentaria o su mal desempeño producen un daño no sólo a la reputación y a la imagen de los parlamentos y los parlamentarios sino, además, impactan negativamente y en forma directa en la gestión parlamentaria, afectando los intereses nacionales y los de los ciudadanos con distinta intensidad en función del asunto y las características del caso específico de que se trate. En el mismo sentido el desarrollo de una diplomacia parlamentaria proactiva, inteligente y eficiente, producirá beneficios no sólo a la reputación e imagen de los parlamentos y los parlamentarios sino, además, impactará positivamente y en forma directa en la gestión parlamentaria, favoreciendo los intereses nacionales y los de los ciudadanos con distinta intensidad, dependiendo también del asunto y las características del caso específico de que se trate. En ese marco, veamos a continuación algunos ejemplos en los que tuve una experiencia directa durante mi gestión como responsable de diplomacia parlamentaria de la cámara de diputados de Argentina durante los años 2015-2019. Podemos clasificarlos en tres tipos: A. de política exterior, que incluye lo relativo a los acuerdos de comercio y la integración regional; B. de diplomacia parlamentaria; y C. de cooperación internacional. 339  “Globalisation and the Rule of Law”, en “Globalisation, Human Rights and the Rule of Law”, The Review, International Commission of Jurists, Editor: Adama Dieng, 1999, No. 61, página 17.


299 Política exterior Como en muchos otros países con regímenes similares, en Argentina es el presidente quién “concluye y firma tratados … con las naciones extranjeras (…)” (art. 99º, inciso 11 de la Constitución Nacional), pero se reserva al poder legislativo como atribución propia, “Aprobar o desechar tratados concluidos con las demás naciones y con las organizaciones internacionales” (art. 75º, inciso 22 de la Constitución Nacional). Entre diciembre de 2015 y diciembre de 2019 el congreso argentino intervino en todo tipo de acuerdos multilaterales tales como, ejemplificativamente, asuntos globales como el Acuerdo de París (2015)340; o regionales asociados a MERCOSUR, como el Acuerdo de Complementación Económica Nº 35 celebrado entre los Estados Partes del MERCOSUR y la República de Chile341; o el Protocolo de Cooperación y Facilitación de Inversiones Intra-Mercosur342. En materia de acuerdos bilaterales podrían nombrarse, durante el mismo período, muchísimos ejemplos, de todo tipo, incluyendo a las áreas de educación343; cultura y artes344; de seguridad social345; de carácter tributario346; de investigación del delito de trata de personas y la asistencia y protección de sus víctimas347; de extradición348; sobre traslado de condenados para la ejecución de sentencias de penas privativas de la libertad349; de asistencia recíproca en materia penal350; de uso pacífico de 340  Celebrado el 12 de diciembre de 2015 y firmado por Argentina el 22 de abril de 2016. Aprobado por la Ley Nº 27.270, entró en vigor el 4 de noviembre del 2016. Tiene por objeto “… reforzar la respuesta mundial a la amenaza del cambio climático, en el contexto del desarrollo sostenible y de los esfuerzos por erradicar la pobreza”. 341  Celebrado en Montevideo el 4 de enero de 2018 y firmado por Argentina el mismo día. Aprobado por Ley Nº 27.497, entró en vigencia el 1º de mayo de 2019. Incluye normas sobre facilitación del comercio; emprendedores y micro, pequeñas y medianas empresas; medidas sanitarias y fitosanitarias; obstáculos técnicos al comercio; política de competencia; contratación pública; inversiones; comercio de servicios; telecomunicaciones; comercio electrónico; laboral; comercio y medio ambiente; cooperación económica comercial; género y comercio; transparencia; administración del acuerdo; solución de diferencias; excepciones; y disposiciones finales. 342  Celebrado en Buenos Aires el 7 de abril de 2017 y aprobado por Argentina ese mismo día por Ley Nº 27.527. Su objeto es facilitar la inversión directa entre los estados miembros del Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay). 343  Por ejemplo, con el Reino de España, sobre reconocimiento mutuo de títulos, diplomas y grados académicos de educación superior universitaria, aprobado por Ley 27.475, que entró en vigor el 27 de diciembre de 2018; o de reconocimiento mutuo de títulos y certificados de estudios de los niveles de educación primaria, secundaria y superior –excepto universitaria-, aprobado por Ley 27.476, que entró en vigor el 27 de diciembre de 2018; de cooperación educativa, aprobado por Ley 27.474, que entró en vigor el 27 de diciembre de 2018. 344  Por ejemplo, con el Reino de España, aprobado por Ley 27.472, que entró en vigor el 27 de diciembre de 2018; con el Estado de Kuwait, aprobado por Ley 27.534, que entró en vigor el 10 de enero de 2020; con Ecuador, para la prevención y lucha contra el tráfico ilícito y la restitución de bienes culturales, aprobado por Ley 27.409, que entró en vigor el 11 de mayo de 2018. 345  Por ejemplo, con Ecuador, aprobado por Ley 27.408. 346  Por ejemplo, con Emiratos Árabes Unidos, aprobado por Ley 27.496, que entró en vigor el 4 de febrero de 2019; con la República Federativa del Brasil, aprobado por Ley 27.441, que entró en vigor el 29 de julio de 2018; con Chile, aprobado por Ley 27.274, que entró en vigor el 11 de octubre de 2016; con los Estados Unidos de México, aprobado por Ley 27. 334. 347  Por ejemplo, con Colombia, aprobado por Ley 27.402, que entró en vigor el 10 de junio de 2018; con Bolivia, aprobado por Ley 27.403, que entró en vigor el 16 de enero de 2018; 348  Por ejemplo, con la Federación de Rusia, aprobado por Ley 27.404, que entró en vigor el 7 de marzo de 2018; con El Salvador, aprobado por Ley 27.407. 349  Por ejemplo, con la Federación de Rusia, aprobado por Ley 27.406, que entró en vigor el 6 de enero de 2018. 350  Por ejemplo, con la Federación de Rusia, aprobado por Ley 27.405, que entró en vigor el 6 de enero de 2018.


300 energía nuclear351; entre otros. La actividad de diplomacia parlamentaria -en sentido general- en materia de política exterior y en particular respecto a acuerdos y tratados internacionales, no debe comenzar cuando los expedientes ingresan al parlamento. Por el contrario, la actividad parlamentaria debe desplegarse desde el momento en que los temas ingresan a la agenda de la cancillería; durante las negociaciones; e inclusive con posterioridad a la ratificación en ejercicio de la función de supervisión parlamentaria respecto de su implementación. Lamentablemente en la práctica, al menos en la experiencia argentina, en la mayoría de los casos el sistema no funciona de esa manera, siendo el parlamento relegado por los gobiernos, cuya principal responsabilidad está en cabeza de la cancillería.

Diplomacia Parlamentaria Dentro del concepto de diplomacia parlamentaria en sentido específico se incluyen asuntos internacionales que van más allá del proceso de tratamiento de los acuerdos y tratados que concluye el poder ejecutivo, e incluye tanto la participación de los parlamentos y parlamentarios en instituciones parlamentarias internacionales (IPI) como los relacionamientos de carácter bilateral. Un ejemplo interesante, desde mi punto de vista, es el de la Agenda 2030 y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS).

Observatorio Parlamentario Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible El 25 de septiembre de 2015 los líderes de todo el mundo adoptaron en Nueva York una nueva planificación global del desarrollo sostenible a la que denominaron Agenda 2030, que incluyó 17 objetivos de desarrollo sostenible (ODS) con metas específicas que debían alcanzarse en el plazo de 15 años. 352 La Agenda 2030 entró en vigencia el 1º de enero de 2016. En diciembre de 2015 fui designado por el presidente de la cámara de diputados de Argentina como responsable de diplomacia parlamentaria, y una de mis primeras gestiones fue con las Naciones Unidas. En febrero y abril de 2016 acompañé a sendas delegaciones parlamentarias a la sede de la ONU en Nueva York para el tratamiento del tema: El problema 351  Por ejemplo, con la Federación de Rusia, aprobado por Ley 27.450, que entró en vigor el 23 de noviembre de 2018. 352  Los 17 ODS y sus 169 metas, de carácter universal, tienen un alcance más amplio y van más allá de los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) que los anteceden, que estaban limitados exclusivamente a los países en desarrollo.


301 mundial de las drogas: balance y fortalecimiento de la respuesta mundial. Los días 8 y 9 de febrero se celebró la audiencia parlamentaria entre la UIP y sus parlamentos miembros –entre ellos nosotros- y el presidente de la AGNU, en forma preparatoria al período extraordinario de sesiones que se llevaría a cabo dos meses más tarde. En ese marco, el entonces presidente de la AGNU, el danés Mogens Lykketoft, destacó la contribución que los parlamentarios podían hacer al debate353, principalmente de tres maneras: en primer lugar, por el hecho de que expresaban las opiniones y preocupaciones de quienes representan, con lo que darían voz a una multitud de personas; en segundo lugar, por la responsabilidad que les correspondía como legisladores de redactar y aprobar los marcos jurídicos pertinentes; y, en tercer lugar, por su papel de custodios de la responsabilidad parlamentaria, encargados de supervisar el cumplimiento de los compromisos internacionales y de exhortar a que se adoptasen medidas y se diesen respuestas cuando fuera necesario. 354

353  De Argentina Margarita Stolbizer fue la única legisladora que participó como expositora en la 1ª Sesión, denominada: “El problema mundial de las drogas en perspectiva: la evolución de la fiscalización de las drogas”. 354  Informe resumido de la audiencia parlamentaria de 2016. Documento ONU A/70/804 del 24 de marzo de 2016.


302 Posteriormente asistí junto a la delegación argentina al período extraordinario de sesiones, en abril de 2016, oportunidad en la que se adoptó el documento “Nuestro compromiso conjunto de abordar y contrarrestar eficazmente el problema mundial de las drogas”, en el que específicamente se acoge con beneplácito la Agenda 2030 y se observa que los esfuerzos encaminados a lograr los ODS y abordar eficazmente el problema mundial de las drogas son complementarios y se refuerzan mutuamente. A partir de entonces la Agenda 2030 y los ODS comenzaron a formar parte de las principales instituciones parlamentarias internacionales (IPI) del mundo, en particular la Unión Inter-Parlamentaria. El 18 de julio de ese mismo año la UIP organizó en Nueva York una reunión especializada a la que se denominó: “Movilizando a los Parlamentos para los ODS” – Un evento paralelo oficial del Foro Político de Alto Nivel sobre Desarrollo Sostenible, en el que también tuve el privilegio de participar. Se trató, curiosamente, del primer evento del tipo organizado por la UIP. Más aún, unos días más tarde, el 25 de julio de ese año, la Asamblea General de la ONU aprobó la resolución 70/298 de interacción entre las Naciones Unidas, los parlamentos nacionales y la UIP.355 Durante la jornada legisladores de distintos países del mundo contaron que estaban evaluando la forma de institucionalizar la Agenda 2030 al interior de sus parlamentos, remarcando la importancia de resguardar su independencia de los gobiernos. Trinidad y Tobago y Mali expusieron casos concretos. Al finalizar la reunión se recomendó establecer algún punto focal dentro de los parlamentos, citándose ejemplificativamente a comités, grupos de trabajo o caucus. También se mencionó la posibilidad de asignar la coordinación a estructuras existentes. Se pidió muy especialmente que el enfoque para definir el diseño institucional para el tratamiento parlamentario de los ODS y la Agenda 2030 fuera inclusivo y participativo, abierto y transparente. Finalmente, también se recomendó que “Los parlamentarios desempeñen un papel clave en la promoción de los ODS a través de formas que permitan a las personas entenderlos”. Al regresar a Buenos Aires conversé con el presidente de la cámara, el diputado Emilio Monzó, quien fue totalmente receptivo a mi iniciativa de crear un Observatorio Parlamentario Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible con costo cero, toda vez que se utilizarían las estructuras existentes.

355  En el numeral 12 de la resolución se expresa: “Acoge con beneplácito la contribución de la Unión Interparlamentaria al trabajo del Foro Político de Alto Nivel sobre Desarrollo Sostenible, a través de la participación de parlamentarios a través de la convocatoria de un evento paralelo parlamentario sobre el trabajo de los parlamentos para institucionalizar las Metas de Desarrollo Sostenible”.


303 Elaboré el proyecto de resolución y siguiendo sus instrucciones lo llevé personalmente a cada uno de los distintos presidentes de bloque de la Cámara. Una vez firmado por la gran mayoría, se presentó oficialmente. El diseño institucional del Observatorio contempló:

Firma del proyecto de resolución de creación del Observatorio ODS Agenda 2030 de Desarrollo Sostenible de la Cámara de Diputados de Argentina. En el Salón Delia Parodi.

- Una presidencia, a cargo del presidente de la Cámara. - Un foro político del que participan los presidentes de bloque. La idea fue que, en la práctica, se aprovecharan las reuniones de labor parlamentaria para trabajar los temas de ODS y la Agenda 2030, tratándose de los mismos actores. - El observatorio propiamente dicho está integrado por las autoridades de las comisiones permanentes y especiales vinculadas a los 17 ODS, prácticamente todas. - La secretaría está en cabeza del responsable de diplomacia parlamentaria, que en ese momento era yo. El acto de presentación del proyecto y firma de los pocos bloques que aún no habían firmado se llevó a cabo en la última reunión de labor parlamentaria del período extraordinario de sesiones el 22 de diciembre de 2016. Al año siguiente el proyecto fue aprobado en el recinto, sin modificaciones.


304 Tal como lo señaló Emilio Monzó en el 1º informe del Observatorio, de mayo de 2018, “Los Objetivos de Desarrollo Sostenible son una oportunidad para enriquecer nuestra labor parlamentaria a través de la sanción de leyes que estén orientadas por una visión global cuya premisa es poner fin a la pobreza y ´no dejar a nadie atrás´. El Congreso tiene la tarea central, como pilar fundamental de la representación democrática, de que la Agenda 2030 mejore la calidad de vida de los ciudadanos. Entendemos que el Observatorio fortalecerá nuestra institución mediante el diseño de pautas de organización interna que contribuyan a la transparencia y rendición de cuentas, y sobre todo como instrumento para facilitar el seguimiento de los avances que, a nivel nacional, se realizan en pos del cumplimiento de las metas de cada objetivo”. 356 Pueden consultarse los informes y actividades del Observatorio en la página web de la cámara de diputados. 357 Debo aclarar que, si bien se trata de una herramienta extraordinaria, en la práctica no ha funcionado en forma óptima. Estoy seguro, sin embargo, que la gestión actual seguramente podrá imprimirle mayor ritmo, dinamismo e involucramiento por parte de los líderes parlamentarios. Me reservé como comentario final el ODS 17 sobre Alianzas para lograr los objetivos porque creo que es una de las claves del éxito o fracaso de la iniciativa. Se trata del trabajo articulado de gobiernos, sector privado, sociedad civil y, por supuesto, parlamentos. Estas alianzas deben construirse sobre los mismos principios y valores y tener objetivos comunes, aportando cada uno su experiencia y conocimientos. Ban Ki-moon, que visitó el congreso argentino en 2016, señaló que “Para aplicar con éxito la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, debemos pasar rápidamente de los compromisos a la acción. Para ello, necesitamos alianzas sólidas, inclusivas a integradas a todos los niveles”. Toda vez que las reuniones parlamentarias del G20 se interrumpieron en 2013, la Agenda 2030 y los ODS fueron introducidos al P20 por Argentina en 2018 y, por supuesto, también formaron de la agenda del P20 Japón 2019. La mejor forma que los parlamentos del G20 pueden demostrar que poseen una vocación sincera para trabajar en forma mancomunada para afrontar los desafíos globales, en particular los 17 ODS y sus 169 metas, es hacerlo en el marco del P20, cuya cumbre reúne a sus speakers y presidentes, es decir, a sus máximas autoridades. 356 https://www.hcdn.gob.ar/export/hcdn/diplomacia_parlamentaria/ods2030/1er_Informe_ODS_201805.pdf 357  https://www.hcdn.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/ods2030/index.jsp


305 Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos La relación entre la cámara de diputados de Argentina y la Red Parlamentaria Global de OCDE es, en mi opinión, una historia de éxito. Si bien Argentina no logró su objetivo de ser invitada por ese organismo internacional a iniciar el proceso de evaluación para su incorporación como miembro pleno, un objetivo de alto nivel de la política exterior argentina durante el gobierno de Mauricio Macri, la tarea de lobby que llevaron adelante los legisladores argentinos junto a la articulación para la aprobación de leyes consideradas importantes para el país, mediando la cooperación técnica del organismo, resultó altamente positivo.358 Los canales a través de los cuales se desarrolló la relación durante los últimos años fueron, por un lado, la Red Parlamentaria global de OCDE, un foro vanguardista muy bien organizado359, liderado por Anthony Gooch; y por otro lado las reuniones sistemáticas y de alto nivel con su secretario general, el mexicano Ángel Gurría, quien justamente reconoció al congreso argentino como un verdadero ejemplo de lobby parlamentario. 360 En Argentina nuestros principales soportes en el gobierno fueron la cancillería argentina y el equipo OCDE en París, así como el referente de Hacienda, Lic. Marcelo Scaglione, a quien invitamos innumerables veces a nuestro programa de diplomacia parlamentaria para que contara las novedades sobre la gestión de ingreso del país al organismo. La excelente relación permitió invitar a OCDE a participar de la conferencia parlamentaria en ocasión de la Conferencia Ministerial de la Organización Mundial del Comercio (OMC) en Buenos Aires en 2017; vincularlos a la Unión Inter-Parlamentaria (UIP); e invitarlos a particular, junto a nosotros, en la cumbre de presidentes de parlamentos del G20 (P20) en Buenos Aires en 2018, tal como sucedió. La última gran actividad que organizamos juntos fue la presentación de un informe por parte del Centro de Estudios Estratégicos e Internacionales (CSIS), un think tank estadounidense cuyo capítulo Argentina dirige Michael Matera. El evento fue ciertamente un éxito, entre otras razones, porque asistieron al mismo prácticamente la totalidad de los embajadores de los países miembros de OCDE. Además, el panel dedicado al Congreso, cuya responsabilidad quedó en mis manos, tuvo representación de todos los bloques políticos, desde el FPV –en ese momento la principal oposición, hoy gobierno-; Cambiemos –entonces oficialismo y hoy oposición-; y referentes de otros bloques políticos 361. 358  Por sólo citar un ejemplo, en relación a las políticas de integridad y anticorrupción de OCDE, puede mencionarse la Ley 27.401de Responsabilidad Penal para Personas Jurídicas. 359  Ver, por ejemplo, https://www.youtube.com/watch?v=sQTjq3mZZ9g, PGM 41, Diplomacia Parlamentaria por Diputados Televisión, donde cubrimos una de las tantas reuniones de la red. 360  Escuchar el mensaje del secretario de OCDE en el programa de Diplomacia Parlamentaria PGM 38, https://youtu.be/ uIZEoQU42p0, de DTV, Diputados Televisión. 361  https://www.diputados.gov.ar/prensa/noticias/2019/noticias_1117.html


306 Cooperación internacional Por último, como ejemplo de la utilidad de la diplomacia parlamentaria, tal vez la cooperación internacional es uno de los rubros en los que se puede visualizar más claramente. Anteriormente vimos el caso de los servicios parlamentarios de ciencia y tecnología. Si bien hay muchos otros ejemplos, uno de enorme valor institucional desde mi punto de vista es la Oficina de Presupuesto del Congreso de la Nación Argentina (OPC). Creada por Ley 27.343, publicada en el boletín oficial el 21 de diciembre de 2016, tiene entre sus funciones analizar las estimaciones de ingresos, gastos, metas físicas y deuda pública contenidas en el proyecto de ley anual de presupuesto; apoyar a las comisiones de presupuesto y hacienda y a la comisión mixta revisora de cuentas de la administración en el cumplimiento de sus objetivos; realizar estimaciones del impacto presupuestario de los proyectos de ley ingresados a las comisiones de presupuesto y hacienda, a solicitud de dichas comisiones; realizar estudios, análisis y evaluaciones del impacto logrado por políticas y programas del gobierno en relación a su asignación presupuestaria, a solicitud de las comisiones de presupuesto y hacienda; lleva a cabo el análisis sobre los tributos vigentes así como del impacto y la eficacia de los proyectos de ley que propongan modificaciones y/o creación de tributos e impuestos, a solicitud de las comisiones de presupuesto y hacienda; llevar a cabo estudios sobre temáticas referidas a federalismo fiscal; efectuar estudios sobre la sostenibilidad inter-temporal de la deuda pública, incluyendo análisis de la deuda registrada, de la deuda no registrada y de pasivos contingentes; promover la incorporación de la perspectiva de género en la asignación de los recursos presupuestarios362; y efectuar un seguimiento del cumplimiento de lo dispuesto en el Art. 37 de la Ley 24.156.363 Previo a la aprobación de la ley mi oficina se ocupó de organizar misiones de intercambio y visitas de legisladores argentinos líderes en materia presupuestaria con los parlamentos más avanzados en este tipo de organizaciones en el mundo, en especial en los EE.UU. y Europa. Además, ayudamos a la OPC a organizar su primer taller internacional sobre oficinas técnicas de presupuesto de los congresos, que se realizó en el mes de abril de 2018 con representantes de Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte, Canadá, los EE.UU. y Chile; de OCDE; así como de las legislaturas argentinas de Mendoza y Córdoba. 362  “Para ello se utilizarán las herramientas del Presupuesto Sensible al Género (PSG) al análisis de proyectos, a fin de determinar el presupuesto destinado a la eliminación de las desigualdades de género. Asimismo, se promoverá la evaluación presupuestaria, en función de los Objetivos de Desarrollo Sostenible de la Organización de las Naciones Unidas (ONU)”. 363  Se refiere a las decisiones que afecten el monto total del presupuesto y el monto del endeudamiento previsto, así como las partidas que refieran a gastos reservados y de inteligencia, que quedan reservadas al congreso.


307

En el centro, sentada, Alice Rivlin, la primera directora de la US Congressional Budget Office (CBO). A su derecha la senadora nacional Beatriz Mirkin (Argentina). A su izquierda, Natalia Laría, coordinadora de relaciones institucionales y parlamentarias (OPC). Parados, de izquierda a derecha, yo, Sam Pence (IRI), Mariano Ortiz Villafañe, director de análisis y sostenibilidad de la deuda pública (OPC), Carlos Guberman, director de análisis fiscal tributario (OPC) y Josh Manely (IRI).

Con posterioridad, sancionada la ley, asistimos a las autoridades de la OPC en su inserción internacional. En particular, en septiembre de 2018 organizamos un programa intensivo de intercambio con la US Congressional Budget Office, fundada el 12 de julio de 1974 por Alice Rivlin, que formó parte de las entrevistas, que incluyeron a otros ex directores como Holtz-Eakin, al director en funciones de la oficina y los principales referentes de su equipo; así como a congresistas como Steve Womack (R-AR) y David Price (D-NC), entre otros. En 2019 volvimos a colaborar con la organización de un nuevo taller con referentes de parlamentos latinoamericanos de Colombia, México, Perú, entre otros. 364 La OPC cuenta con una activa estrategia de cooperación internacional que incluye su participación en la red de oficinas de presupuesto parlamentarias e instituciones fiscales independientes de la OCDE. La creación de la OPC constituye un hito en la historia parlamentaria argentina. Ahora bien, su verdadera contribución a la mejora de la gestión parlamentaria del país dependerá del respeto del espíritu que la inspiró y de un estricto apego a sus misiones y funciones, además del profesionalismo de la primera camada de responsables del organismo y las futuras generaciones.

364  https://youtu.be/KrD8jnK6tUg


308 G20 – P20: ¿qué importancia tiene realmente su agenda en la práctica? Todos los temas de la agenda del G20 – P20 son, con mayor o menor intensidad, de interés de todos los países del mundo sin excepción, reconociendo desde el punto de vista de su impacto sobre los distintos actores varias perspectivas: global, regional, bilateral y nacional. En este capítulo nos preguntamos si la diplomacia parlamentaria genera beneficios concretos y palpables para la gente o no. Tomemos el ejemplo de Argentina. Durante la primera reunión parlamentaria del G20 (Canadá, 2010) y reuniones posteriores la agenda incluyó a la seguridad alimentaria, un concepto desarrollado durante la década de los años ´70 basado en la producción y disponibilidad alimentaria a nivel global y nacional, que en los `90 es reconocido como derecho humano. 365 Argentina tiene, por un lado, un problema serio y delicado de pobreza e indigencia de una parte creciente de su población que sufre hambre, motivo por el cual cuenta con un programa propio de seguridad alimentaria y nutricional 366, creado por la Ley 25.724, del 27 de diciembre de 2002, en medio de la crisis del default de su deuda pública. Según datos oficiales del Instituto de Estadísticas y Censos (INDEC) para el primer semestre de 2019 la pobreza alcanzó al 35,4% de la población, es decir, a 14.4 millones de personas. 367 Por su parte, entre el período 2014-2016 y el correspondiente a 20162018, el porcentaje de población que experimentó inseguridad alimentaria moderada o grave pasó del 19,1% al 32%, o lo que es lo mismo, de 8.3 millones a 14.2 millones de personas. El incremento en 5.9 millones de personas equivale a una suba del 71% en el total de individuos con falta de acceso continuado a los alimentos (FAO, FIDA, OMS, PMA y UNICEF 2019) 368. El 18 de septiembre de 2019 la Ley 27.519 prorroga hasta el 31 de diciembre de 2022 la emergencia alimentaria nacional que había sido declarada por decreto de necesidad y urgencia DNU Nº 108 el 5 enero de 2002.

365  En la Cumbre Mundial de la Alimentación de 1996 se suscribe la declaración de Roma sobre la seguridad alimentaria mundial, que reconoce “el derecho de toda persona a tener acceso a alimentos sanos y nutritivos, en consonancia con el derecho a una alimentación apropiada y con el derecho fundamental de toda persona a no padecer hambre”. Ver: http://www.fao.org/3/W3613S/W3613S00.htm 366  El Plan Argentina contra el Hambre se apoya en el fortalecimiento de las acciones de ese programa. A través de la tarjeta Alimentar, promueve el acceso de personas en situación vulnerable a la canasta básica de alimentos, exceptuando únicamente bebidas alcohólicas. Sus destinatarios son madres o padres con hijos e hijas de hasta 6 años de edad que reciban la Asignación Universal por Hijo (AUH); embarazadas a partir de los 3 meses, y personas con discapacidad que también reciban la AUH. En abril de 2020 el monto de ayuda económica oscilaba entre cuatro mil y seis mil pesos, dependiendo de la cantidad de hijos, equivalentes a sesenta y dos y noventa y tres dólares estadounidenses mensuales respectivamente al cambio oficial. El monto previsto para su financiación durante 2020 es de aproximadamente 60 mil millones de pesos, equivalentes a novecientos treinta millones de dólares. 367  Instituto Nacional de Estadística y Censos (INDEC). (2019). Informes Técnicos. Vol. 3, n° 182. Condiciones de vida. Vol. 3, n° 13. Incidencia de la pobreza y la indigencia en 31 aglomerados urbanos. Primer semestre de 2019. 368  FAO, FIDA, OMS, PMA y UNICEF. (2019). El estado de la seguridad alimentaria y la nutrición en el mundo 2019. Protegerse frente a la desaceleración y el debilitamiento de la economía. Roma, FAO.


309 Por otra parte, en contraste, nuestros líderes políticos suelen decir en sus discursos que Argentina produce alimentos para 400 millones de personas, es decir, más de nueve veces el tamaño de nuestra población. Según Chequeado, “no hay un estudio sobre el tema”. Su origen es el cálculo de un consultor del CEPEA (centro de estudios sobre política y economía de la alimentación), “quien aseguró que llegó a esa cifra analizando la producción de calorías en el país y relacionándola con las que necesita una persona promedio”. 369 El ministerio de agricultura, ganadería y pesca de Argentina, si bien carece de un cálculo oficial, coincide con el consultor. 370 Otras opiniones minimizan esa afirmación371. Sin embargo, tal como lo destaca el economista en jefe del instituto de estudios económicos (IEE) de la sociedad rural argentina (SRA), el hecho de que la producción nacional logre cubrir los requerimientos calóricos de 400 millones de personas “sirve para describir el potencial que tiene el sistema productivo argentino para generar alimentos y satisfacer la demanda local e internacional”. 372 Durante los años de gestión en la presidencia de la cámara de diputados de Argentina junto a Emilio Monzó hicimos una alianza con la cátedra de agro-negocios y el programa de bio-economía de la facultad de agronomía de la Universidad de Buenos Aires (UBA) para organizar el Simposio “Del Sur al Mundo en 2030”, con gran éxito de convocatoria tanto de expositores como de asistentes. 373 Este desafío, para un país productor de alimentos como Argentina y, asimismo, con un alto porcentaje de pobres e indigentes que sufren hambre, resulta un tema de agenda prioritario desde todo punto de vista. A lo relativo a la estrategia para paliar las penurias de la población afectada se suman los debates asociados al comercio internacional, también parte de la agenda del G20 – P20, en especial las negociaciones iniciadas a principios del año 2000 de conformidad con el mandato original del acuerdo sobre la agricultura y la conferencia ministerial de la 369  Se trata de Sergio Britos, quien expresó: “Tomando las 2.000 calorías diarias como valor de referencia, la cantidad de calorías producidas en Argentina permitiría cubrir los requerimientos calóricos de alrededor de 425 millones de personas”. En Chequeado, del 25 de noviembre de 2019. Ver: https://chequeado.com/el-explicador/la-argentina-produce-alimentos-para-400-millones-de-personas/ 370  Señala Chequeado que “… técnicos del Ministerio coincidieron con que al tomar las principales cadenas de valor, los datos de producción tanto de materias primas como de productos transformados se estimó en 2015 una producción cercana a las 120 millones de toneladas, con las que se podría alcanzar los requerimientos calóricos de alrededor de 400 millones de personas”. En Chequeado, según la cita anterior. 371  Ver las opiniones de Fernando Vilella, director del programa de agro-negocios y alimentos de la facultad de agronomía de la Universidad de Buenos Aires; del centro de investigación sobre problemáticas alimentarias nutricionales (CISPAN), también de la UBA; y de la federación argentina de graduados en nutrición (FAGRAN) citados por Chequeado. 372  Ezequiel de Freijo, también citado por Chequeado. 373  El 4º (2017), 5º (2018) y 6º (2019) simposio fueron coorganizados por mi oficina y el equipo del Ing. Fernando Vilella, responsable tanto de la cátedra como del programa, a quien corresponde todo el mérito. Pueden consultarse los siguientes links: https://www.hcdn.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/eventos/2019/04/agenda_20190411.html (2019) https://www.diputados.gob.ar/diplomacia_parlamentaria/eventos/2018/04/agenda_20180410a.html (2018) https://www.diputados.gob.ar/prensa/noticias/2017/noticia_0035.html (2017)


310 Organización Mundial del Comercio (OMC) celebrada en Doha en 2001, conocida como Ronda de Doha. En 2015 en Nairobi los miembros de la OMC acordaron eliminar las subvenciones a la exportación de productos agropecuarios, “la reforma más importante de las normas del comercio internacional en el ámbito de la agricultura desde que se estableció la OMC”. 374 Además del P20, legisladores argentinos vienen participando de muchos otros foros tales como la Conferencia Parlamentaria sobre la OMC, de la que fuimos anfitriones en 2017, coorganizada por la UIP y el parlamento europeo, integrando actualmente su comité directivo; el Frente Parlamentario contra el Hambre; en el ámbito de Parlatino y Eurolat, entre otros. Como este ejemplo, el resto de los temas que abordan el G20-P20 son de enorme importancia para Argentina, y sin lugar a dudas muy útiles para enriquecer las funciones asignadas al congreso argentino, no sólo en materia de legislación, sino asimismo de acompañamiento de las negociaciones internacionales, control parlamentario, y en particular para la tarea de representación de los intereses de la ciudadanía y de relacionamiento con las organizaciones civiles, incluyendo tanto a productores –en especial emprendedores y PYME- y demás actores que interactúan en el comercio -doméstico e internacional-; como los gobiernos provinciales y locales, las organizaciones comunitarias, y los movimientos sociales en lo relativo a la lucha contra el hambre. Siendo honesto, sin embargo, el problema no es justamente la diplomacia parlamentaria, sino el nivel y calidad de organización y gestión por parte de parlamentos y parlamentarios. Personalmente tengo una opinión muy crítica, no sólo de la Argentina, sino del estado general de la diplomacia parlamentaria a nivel mundial. El margen de mejora es gigantesco. Y no se trata de una cuestión de recursos económicos, sino de la seriedad y compromiso de los actores, en particular de los líderes.

374  Puede ampliarse en el sitio web de la OMC (www.wto.org), donde existe profusa información y bibliografía sobre el tema.


Corolario

LOS PARLAMENTOS EN EL SISTEMA DE GOBERNANZA GLOBAL

pg.

311

La evidencia indica que los desafíos globales se han incrementado y, en paralelo, se profundiza la brecha democrática en el sistema de gobernanza global. Mientras festejamos una mayor apertura de los gobiernos a la sociedad civil tanto al interior de las naciones como en el ámbito internacional se verifica un retroceso cada vez mayor en el protagonismo y la consideración de los parlamentos, concebidos conceptualmente como instituciones representativas del pueblo. El nivel de desprestigio de la política, de los políticos y de sus instituciones es cada vez mayor. La emergencia se volvió estructural, y lo que está en crisis es la propia democracia. Las tradicionales funciones parlamentarias asociadas a la producción de leyes, al presupuesto y al control de los gobiernos, así como la capacidad de los parlamentos para debatir, interpretar y representar a las distintas expresiones del pueblo se ven cada vez más limitadas por la adopción en las esferas de gobernanza global en las que no participan los parlamentos, de decisiones que impactan en forma directa al interior de nuestras comunidades, afectando la calidad de vida de los ciudadanos. El sistema de aprobación de acuerdos internacionales que se reconoce a los parlamentos también se ha vuelto obsoleto, habiendo devenido, en muchos casos, en un mero trámite formal. La confianza de los parlamentos cae en picada. Si la tarea del legislador es visualizada como improductiva a nivel doméstico, se torna aún más difícil que se valore la diplomacia parlamentaria, hace tiempo casti-


312 gada, calificada peyorativamente como “turismo parlamentario”. La Unión Inter-Parlamentaria, principal organización de parlamentos nacionales del mundo, comenzó hace poco más de una década a facilitar a los parlamentos, sus miembros, un mayor protagonismo en el ámbito de las Naciones Unidas, adquiriendo el estatus de observador permanente. El emergente del G20, sin embargo, y en particular la Cumbre de Jefes de Estado y de Gobierno, que comenzó a celebrarse en el 2008, fue adquiriendo un protagonismo cada vez mayor. En 2010 los canadienses, advirtiendo esta circunstancia, convocaron la primera reunión parlamentaria del G20, que continuó organizándose durante los tres años siguientes en Corea del Sur, Arabia Saudita y los Estados Unidos de México. Pero subrepticiamente se interrumpió y no voló una mosca, nadie pataleó, a nadie, sinceramente, le importó. En 2018 advertimos desde el congreso argentino que la presidencia del G20 en cabeza de nuestro país era una oportunidad extraordinaria para su relanzamiento e impulsamos el P20. Japón, con una extraordinaria generosidad y compartiendo valores y visiones comunes siguió la saga, organizando la 6ª reunión parlamentaria del G20 y segundo P20. Esta obra da cuenta de esa historia. No hay nada que festejar. Los desafíos que vienen son enormes. Resultando imperativo avanzar en su institucionalización, el último capítulo contiene propuestas para el rediseño del P20, incluyendo la adopción de una metodología que garantice la construcción de un debate parlamentario profundo, serio, y sobretodo genuino, amplio y plural, que se articule con la agenda del G20 y la de los principales organismos internacionales, en particular las Naciones Unidas; se proyecte al resto de las democracias del mundo; e incluya el diálogo con las organizaciones de la sociedad civil representadas en los grupos de afinidad. Ojalá se logre.


313

ANEXOS

Anexos

PG.317

ANEXO 1

PG.319

ANEXO 2

PG.321

ANEXO 3

PG.324

ANEXO 4

Prensa de la 1a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 ― Canadá, 2010 Comunicado Conjunto de la 2a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 ― Seúl, 2011 Comunicado Conjunto de la 3a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 Riad ― Arabia Saudita, 2011 Comunicado Conjunto de la 4a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 ― Estados Unidos de México, 2012

PG. 329

ANEXO 5

PG. 333

ANEXO 6

PG. 339

ANEXO 7

PG. 349

ANEXO 8

Declaración conjunta del P20 ― Argentina, 2018 Declaración Conjunta del P20 ― Japón, 2019 Declaración de Líderes del G20 ― Argentina, 2018 Declaración de Líderes del G20 ― Argentina, 2018



315 ANEXO 1

Prensa de la 1ª Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20―

Canadá, 2010

Comunicado de Prensa, Senado de Canadá La consulta de los presidentes de parlamentos del G20 concluye con una nota positiva Ottawa, 4 de septiembre de 2010. La consulta de los Presidentes de Parlamentos del G20 celebrada en el Senado de Canadá ha llegado a su fin. Los Presidentes de Parlamentos y parlamentarios de las Cámaras Altas y Unicamerales del G20 se reunieron en Ottawa para entablar un diálogo prospectivo sobre la dinámica de la economía global actual y las estrategias de colaboración en apoyo de la producción mundial, la seguridad y la distribución de alimentos. “La seguridad alimentaria es un problema difícil, con un estimado de mil millones de personas que están desnutridas en todo el mundo”, dijo el Honorable Nöel A. Kinsella, Presidente del Senado de Canadá. Durante las sesiones de trabajo realizadas durante dos días, se prestó especial atención a los siguientes temas: • • •

Estrategias globales de colaboración para satisfacer la necesidad de producción y distribución de alimentos. Nuevos paradigmas para la paz y la seguridad alimentaria. Modelos financieros y económicos mundiales para avanzar en la estabilidad económica mundial en lo que respecta a los alimentos.

El Presidente Kinsella señaló que los participantes informarán sobre las consultas a sus legislaturas y que el diálogo iniciado en Ottawa continuará. “El diálogo parlamentario se llevará a cabo con el fin de implementar las acciones necesarias para aliviar la inseguridad alimentaria mundial”, agrego el Presidente Kinsella. “Cuando vimos el impacto inmediato de los recientes desastres naturales en Haití y Pakistán, vimos la capacidad de las personas para alimentarse prácticamente desnutridas en un instante y los canadienses se conmovieron profundamente por su difícil situación”. La falta de seguridad alimentaria es un problema que ha cobrado mayor importancia en los últimos años. “Los Presidentes de Parlamentos y parlamentarios de las Cámaras Altas y Unicamerales del G20 se han unido para sumar la diplomacia parlamentaria a los esfuerzos de los líderes


316 del G20”, dijo el Presidente Kinsella. “Hay razones para esperar que los mismos principios de colaboración que funcionaron tan bien en la reciente crisis fiscal y económica puedan aplicarse a los desafíos que rodean la seguridad alimentaria para las personas de todo el mundo”.


317 ANEXO 2

Comunicado Conjunto de la 2a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 ― Seúl, 2011 Comunicado Conjunto de la Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20

20 de mayo, Corea

1.

2.

3.

4.

5.

6.

Nosotros, los Presidentes de Parlamentos del G20, nos hemos reunido en Seúl, República de Corea, del 18 al 20 de mayo de 2011 bajo el tema “Desarrollo y Crecimiento para la Prosperidad Común”, en reconocimiento a nuestra responsabilidad común por buscar un enfoque común sobre el crecimiento compartido en el que toda la humanidad puede llevar una vida próspera y asegurar la seguridad de la comunidad global. Hoy, la humanidad enfrenta riesgos tan diversos como complejos, que incluyen crisis económica y sus consecuencias sociales, desastres naturales, accidentes nucleares, cambio climático, terrorismo, delincuencia organizada transnacional y otras preocupaciones humanitarias. Una cooperación más fuerte entre los países del G20 es imperativa en orden a dar una respuesta adecuada a los desafíos para el desarrollo económico y social, la seguridad global y nuestra prosperidad común. Estamos presenciando una frecuencia creciente de desastres naturales, que están convirtiéndose, junto con las consecuencias del cambio climático, en una creciente amenaza para la seguridad del mundo y hay una necesidad de establecer un sistema colectivo de prevención de desastres y esfuerzos para aliviarlos. El reciente accidente en una central nuclear en Japón, causado por un terremoto sin precedentes originado en un tsunami, llama a la comunidad internacional a re-examinar los estándares de seguridad nuclear actualmente existentes. • Los parlamentos de los países del G20 deben hacer esfuerzos para centrarse en cuestiones de regulaciones de seguridad nuclear con miras a lograr los más altos estándares posibles y fortalecer la cooperación en seguridad nuclear, intercambio de información, desarrollo de capacidades, y sistemas de emergencia. Reconocemos que abordar los desafíos del cambio climático es una prioridad urgente para todos los países, e instamos a la comunidad internacional a participar y concluir, lo antes posible, la negociación sobre cambio climático de las Naciones Unidas actualmente en curso, reforzando los principios acordados en la Cumbre de Cambio Climático de la ONU 2010 en Cancún, México. Además, compartimos el entendimiento de que la comunidad internacional debería ser más activa en el desarrollo de nuevas y renovadas formas de energía, que ayudarán a resolver problemas relacionados al cambio climático, y proveer asistencia tecnológica y financiera a los países menos desarrollados. El terrorismo es un crimen grave que viola el derecho humano más fun-


318

7.

8.

9.

10.

11.

12.

damental a la vida y nosotros condenamos toda forma de terrorismo, cometido por quien sea, donde sea y con cualquier propósito. Alentamos los esfuerzos de coordinación internacional contra el terrorismo y nuevas amenazas contra la seguridad, incluyendo la piratería, basados en un consenso global sobre los principios y mecanismos de las Naciones Unidas. Además, anticipamos que en la Cumbre de Seguridad Nuclear 2012 a celebrarse en Seúl, República de Corea, deberían producirse recomendaciones que, entre otras cosas, contribuyan a las medidas internacionales existentes para prevenir la adquisición de materiales nucleares por parte de organizaciones terroristas. Los conflictos que aún prevalecen en diferentes partes del mundo presentan una significativa amenaza para la paz mundial. Reconocemos la importancia del rol de la Unión Inter-Parlamentaria (UIP) y la diplomacia parlamentaria en contribuir a la paz global y la estabilidad. Damos la bienvenida al “Consenso de Desarrollo de Seúl para el Crecimiento Compartido” y al “Plan de Acción Multianual sobre Desarrollo” respaldado por la Cumbre del G20 de Seúl, y creemos que el compromiso desarrollado del G20 será debidamente accionado. Además, pedimos soporte integral para el Marco de Crecimiento Fuerte, Sostenible y Equilibrado del G20 y la facilitación del conocimiento compartido entre países para que las diversas experiencias de desarrollo sean compartidas con los países del mundo menos desarrollados. También reconocemos que la brecha de desarrollo es una de las fuentes de desequilibrios globales y que después de los recientes problemas financieros globales, la economía mundial debe avanzar hacia un “crecimiento compartido para la humanidad”. También llamamos al desarrollo de mecanismos preventivos contra futuras contingencias. En orden a responder efectivamente a las diversas y complejas crisis que enfrenta la humanidad, como el incremento de la pobreza y el desempleo, resultantes de las crisis económicas y financieras recientes, los países deben ir más allá de la gestión de riesgos individuales y fortalecer la cooperación internacional en una escala regional y global. Alentamos las discursiones en curso en el G20, el Financial Stability Board y en el Bank for International Settlements, y la rápida y minuciosa implementación de Basilea III. Creemos que la Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20 de Seúl, que sucedió a la Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20 celebrada en Ottawa, Canadá el año pasado, provee un nuevo impulso para los Parlamentos que representan a ambos países avanzados y en desarrollo para acumular sabiduría, para fortalecer la democracia y el respeto por los derechos humanos y mejorar la cooperación en varios asuntos pendientes globales en la comunidad internacional y acordamos seguir reuniéndonos en el futuro. Expresamos nuestro agradecimiento a la Asamblea Nacional de la República de Corea por acoger gentilmente la Consulta de Presidentes de Parlamentos del G20 de Seúl 2011, y damos la bienvenida a la próxima Consulta en Arabia Saudita en 2012.


319 ANEXO 3

Comunicado Conjunto de la 3a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 Riad ― Arabia Saudita, 2011

febrero 25-26, 2012

Por invitación del Presidente de Majlis Ash’ Shura de Arabia Saudita, y bajo el patrocinio del Custodio de las Dos Mezquitas Sagradas, Rey Abdullah Bin Abdulaziz, presidentes de los parlamentos de los Estados miembros del G20 celebraron su tercera reunión de consulta en Riad, Arabia Saudita durante el período 2-4/1433 correspondiente al 24-26/2/2012, organizado por el Consejo de la Shura, bajo el lema “crecimiento económico sostenible para un mundo seguro”. A la conferencia asistieron los siguientes Parlamentos/Asambleas: Argentina, Brasil, Canadá, China, India, Indonesia, Italia, Japón, Corea, México, Rusia, Arabia Saudita, Turquía, y el Parlamento Europeo. Durante la reunión, se discutieron los siguientes temas: Diálogo global de culturas, energía para el desarrollo sostenible, y la crisis de la deuda soberana y sus efectos en la economía mundial. La reunión concluyó con lo siguiente: 1.

2.

El diálogo entre pueblos y culturas es esencial para consolidar la paz internacional, la seguridad y el desarrollo. La comunidad internacional debe desarrollar un clima propicio para el diálogo, la tolerancia y el desarrollo de la cultura de los derechos humanos en lugar de la intolerancia, el extremismo, la discriminación y los prejuicios. Esto incluye ver las diferencias como una ventaja para la humanidad y la adopción de la fe inter-religiosa como un medio para erradicar los malos entendidos, los conflictos, la animosidad y el odio, y centrarse en áreas de cooperación entre los pueblos, los parlamentos y los Estados al servicio del ser humano común y los valores universales que fomentan un entendimiento positivo, el amor y la paz entre toda la humanidad. En este contexto, los marcos institucionales que promueven el diálogo internacional, tienen un rol particularmente que desempeñar. Esto incluye: la iniciativa del Custodio de las Dos Mezquitas Sagradas Rey Abdullah bin Abdulaziz para fortalecer el concepto de diálogo entre los seguidores de religiones y culturas como base para la convivencia pacífica a nivel internacional que culminó en el establecimiento de un dedicado centro de diálogo inter-religioso en Viena, coauspiciado por Austria, Arabia Saudita y España; la Alianza de las Civilizaciones, coauspiciada por Turquía y España, y operando bajo los auspicios de las Naciones Unidas; y el día anual de la paz en Asís (Italia) que en 2011 fue atendido por líderes religiosos de todo el mundo; así como el establecimiento de la Semana Mundial de la Armonía Inter-religiosa por las Naciones Unidas. El fuerte interés global en esas iniciativas y otras es una demostración del hecho de que la comunidad internacional prefiere la cooperación a la confrontación.


320 3.

4.

5.

6.

7.

8.

9.

En un mundo globalizado, parlamentos, gobiernos, instituciones internacionales, los medios y la sociedad civil pueden hacer importantes contribuciones para apoyar el diálogo entre pueblos y culturas. Esto requiere facilitar el uso de medios técnicos y comunicaciones modernas para fomentar el diálogo efectivo entre los seguidores de diferentes religiones, civilizaciones y culturas. Los Parlamentos del G20, a través de su papel como puente directo a la gente, deberían estar más directamente involucrados en el proceso de promoción del diálogo inter-religioso y en la paz y la seguridad global. El terrorismo en una violación directa al derecho fundamental a la vida de cada ser humano, y representa una amenaza para la seguridad y la estabilidad internacionales. Está condenado en todas sus manifestaciones, independientemente de sus motivaciones y no debe ser asociado con ninguna religión, cultura o grupo étnico. Por lo tanto, es necesaria la cooperación internacional para combatirlo. El racismo, la discriminación y la xenofobia socaban la dignidad humana y amenazan los tejidos armoniosos de nuestras sociedades. Nos corresponde abordar activamente estas tendencias negativas y promover el respeto mutuo, el diálogo y entendimiento cultural global. La región del Medio Oeste es conocida como cuna de civilizaciones y religiones y como una importante fuente de suministro de energía al mundo. Lograr una paz justa, viable y comprensiva en el Medio Oriente y trabajar hacia una región libre de armas nucleares es esencial para la paz global, la estabilidad y la prosperidad. En este sentido, el diálogo dentro de cada país y reformas institucionales son esenciales para cumplir con las aspiraciones de los pueblos de la región. Además, como parlamentos del G20, reconocemos la importancia de la confianza y el derecho internacional, en orden a promover paz y seguridad en el mundo. La interdependencia entre la energía y el crecimiento económico global hace que la demanda por una fuente de suministro de energía dependa del crecimiento y la estabilidad de la economía mundial, y viceversa. Por lo tanto, es esencial facilitar los mecanismos de diálogo entre los productores de energía y los consumidores para contribuir al crecimiento y estabilidad de la economía global y los mercados energéticos. Alcanzar los Objetivos de Desarrollo del Milenio (ODM) requiere idear formas y medios para el acceso universal a la energía, mientras se proveen de medios de energía amigables ambientalmente y tecnologías verdes para el desarrollo sostenible. En este sentido, la iniciativa del Custodio de las Dos Mezquitas Sagradas Rey Abdullah bin Abdulaziz de incrementar la asistencia a instituciones nacionales, regionales e internacionales y canalizar dicha asistencia al abordaje de la pobreza energética contribuye al logro de uno de los principales Objetivos de Desarrollo del Milenio. En este contexto, la proclamación de las Naciones Unidas del 2012 como el “Año Internacional de la Energía para Todos”, debe ser apoyada. Es importante canalizar recursos y esfuerzos para desarrollar tecnologías para abordar problemas ambientales globales, incluido el cambio climático. Estos esfuerzos complementan los programas nacionales y globales para


321

ANEXOS

10.

11.

12.

13.

lograr un acuerdo internacional dentro de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (CMNUCC), basada en el principio común pero diferenciado de responsabilidades. Las repercusiones de la crisis de la deuda soberana de algunos países pueden extenderse, debido a la inter-dependencia de los mercados, más allá de esos países y afectar a los mercados financieros, el comercio mundial y el crecimiento económico global. Por lo tanto, cuando se trata de crisis de deuda soberana, los esfuerzos de autosuficiencia de cada país para la consolidación fiscal son imperativos y los esfuerzos concertados para abordar la crisis también son necesarios. Esto debería estar asociado con una mayor prioridad para estimular la recuperación de la producción y el empleo en el corto plazo, y empezar las reformas estructurales necesarias para lograr un crecimiento fuerte, sostenible y equilibrado en el mediano y largo plazo. En este contexto, los parlamentos tienen un papel importante que desempeñar. Los marcos de supervisión internacional deben ser fortalecidos para supervisar las operaciones de las instituciones financieras internacionales. También es necesario crear un mecanismo global de alerta temprana efectivo para lidiar con el riesgo financiero. Hay una necesidad de políticas fiscales sostenibles en los países industrializados y en las economías emergentes, dependiendo de las circunstancias específicas de cada país. Esto incluye proteger a los grupos más vulnerables de la sociedad a través de medidas de apoyo para un crecimiento inclusivo garantizando cohesión social. Los participantes extienden su agradecimiento al Custodio de las Dos Mezquitas Sagradas Rey Abdullah bin Abdulaziz y a Majlis Ash’ Shura, y al pueblo del Reino de Arabia Saudita por acoger a la tercera reunión consultiva, aceptando con beneplácito la invitación de México para organizar la cuarta reunión consultiva del Grupo de los Veinte, sujeta a confirmación por parte del parlamento mexicano entrante.


322 ANEXO 4

Comunicado Conjunto de la 4a Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 ― Estados Unidos de México, 2012

Ciudad de México, 3 al 5 de abril de 2013

Los suscritos Presidentes de Parlamentos nos reunimos en la Ciudad de México los días 3, 4 y 5 de abril de 2013, a invitación del Presidente del Senado Mexicano, para llevar a cabo el Cuarto Foro de Presidentes de Parlamentos de los Países Miembros del G20 con la agenda de trabajo que se abordó durante las cuatro sesiones que sostuvieron. A la reunión asistieron los parlamentos de los siguientes países del G20: Argentina, Brasil, Canadá, China, Francia, Indonesia, Japón, Corea, Rusia, Arabia Saudita, Sudáfrica, Turquía, el Reino Unido y el Parlamento Europeo. Los parlamentos de Chile, Colombia y España, así como el Presidente de la Unión Interparlamentaria (UIP), también participaron en la reunión. Desde que se realizara la Primera Reunión de Presidentes de Parlamentos del G20 en Ottawa, Canadá, y después de Seúl, Corea, y Riad, Arabia Saudita, se han llevado a cabo trabajos para revisar los resultados del G20 desde la perspectiva parlamentaria. Durante el Foro, los Presidentes de Parlamentos revisaron los siguientes temas: la reforma del sistema financiero y el combate a la corrupción; las reformas para la recuperación económica; generación de empleos y facilitación comercial; políticas públicas y acción legislativa para la seguridad alimentaria y estabilización de los precios de los productos básicos , legislación sobre cambio climático, la economía verde y gestión del agua para el desarrollo industrial, seguridad alimentaria y generación de energía. Durante las sesiones de trabajo, los parlamentarios acordaron los siguientes puntos: 1.

2.

3.

1.- Si bien se han realizado esfuerzos para atacar la crisis de manera coordinara mediante la cooperación entre las principales economías del mundo, la recuperación mundial ha sido lenta, débil e irregular. Los elevados índices de desempleo son sumamente preocupantes, en especial en las economías avanzadas, lo que aumenta la necesidad de evitar medidas proteccionistas que obstaculicen el crecimiento. Sin embargo, las economías emergentes han seguido creciendo, lo que ha permitido a la economía mundial mantener cierto impulso. El G20 constituye el principal foro de cooperación económica internacional para sus miembros. Una parte central de su agenda es promover reformas estructurales para aumentar la competitividad, ayudar a consolidar la recuperación y fomentar la regulación financiera. En este contexto, la discusión parlamentaria sostenida por los países miembros del G20 contribuye a encontrar soluciones a la crisis económica mundial. Creemos que para asegurar la instrumentación eficaz y robusta de las polí-


323

ANEXOS

4.

5.

6.

7.

8.

9.

10.

11.

ticas y programas establecidos internacionalmente para la recuperación económica, debe haber un fuerte involucramiento de nuestros parlamentos en la promoción nacional y dentro del marco de nuestra autoridad así como mediante la representación ciudadana, de las iniciativas legislativas que se necesitan para estimular la creación de empleos y para concluir e instrumentar acuerdos comerciales. Reconocemos los esfuerzos de los parlamentos, como garantes del bienestar de nuestros pueblos, para fortalecer los mecanismos de vigilancia de las operaciones financieras. Por lo que respecta a la reforma de la estructura financiera internacional, existe una necesidad urgente para lograr la implementación total de la cuota 2010 del FMI y la reforma de gobernabilidad acordada en la Cumbre de Seúl del G20. Con miras al futuro, es esencial lograr una aplicación total, oportuna y congruente de las reglas de supervisión y reglamentación financiera, tales como las que desarrolló el Comité de Basilea para prevenir las crisis financieras. Existe la necesidad de seguir apoyando las iniciativas tales como la Alianza Global para la Inclusión Financiera del G20 y el Programa de Financiamiento a las PYMES con el objeto de apoyar el desarrollo de modelos y enfoques innovadores para abordar desafíos y restricciones específicas relativas al acceso financiero que confrontan los países en desarrollo. Con respecto a la necesidad de desarrollar a las PYMES, deberán tomarse medidas que contribuyan a aumentar su competitividad y capacidad en el mercado mundial. Nos comprometemos a trabajar juntos para fortalecer la recuperación y así satisfacer las demandas primordiales de la sociedad. Trabajaremos en conjunto para reforzar nuestras economías y restablecer la confianza de nuestras sociedades, en un esfuerzo para apoyar el crecimiento, fomentar la estabilidad financiera y generar empleos de calidad y oportunidades para todos nuestros ciudadanos. Reconocemos la importancia de los compromisos asumidos en el Plan de Acción para el Crecimiento y el Empleo, de Los Cabos, y enfatizamos la necesidad de desarrollar e instrumentar la educación empresarial. Reconocemos que es indispensable la inversión en infraestructura para el crecimiento económico y es por lo tanto esencial contar con acceso a recursos financieros adecuados. La vulnerabilidad de las instituciones y de los sistemas financieros nacionales e internacionales que se enfrentan a las prácticas corruptas y la infiltración de recursos del crimen organizado, el cual fortalece aún más las redes de delincuencia en todo el mundo, afecta el trabajo de las instituciones y sistemas financieros para promover el desarrollo y crecimiento económico sustentable y exacerba las crisis financieras en diferentes regiones en todo el mundo. Creemos que las reformas de los sistemas financieros y el combate a la corrupción, el crimen organizado y el lavado de dinero son procesos necesariamente complementarios que exigen una mayor participación de los legisladores para mejorar los mecanismos que previenen y controlan dichas prácticas.


324 12.

13.

14.

15.

16.

17.

18.

19.

En este contexto, reiteramos nuestro apoyo al Plan de Acción Anticorrupción 2013-2014 y a las actividades del Grupo de Trabajo Anticorrupción. Reiteramos nuestra determinación de avanzar en la agenda de la rendición de cuentas, transparencia y combate a la corrupción mediante el intercambio de mejores prácticas y el fortalecimiento del estado de derecho. Nos mantenemos unidos en nuestro compromiso de fomentar el crecimiento y el empleo. Los miembros del G20 han hecho compromisos para realizar reformas estructurales y para sostener el crecimiento económico y estimular la creación de empleos. Lo anterior incluye reformas al mercado laboral para impulsar la competitividad y el empleo, así como medidas para mejorar las redes de seguridad social de una forma que sea fiscalmente responsable y adecuada para las necesidades y realidades de cada país. Respaldamos el fuerte compromiso con el libre comercio e inversión, la expansión de los mercados y la oposición al proteccionismo en todas sus formas, todas las cuales son condiciones para lograr la recuperación sostenida de la economía, de los empleos y del desarrollo en el mundo. Subrayamos la importancia de contar con un sistema de comercio multilateral justo y abierto, transparente y con certeza jurídica dentro del marco de la Organización Mundial del Comercio (OMC), así como de concluir la Ronda de Doha tan pronto como sea posible. Estas medidas requieren una activa participación de los legisladores que aportarán la visión de un nuevo concepto de desarrollo que no esté estancado en las reformas estructurales, sino que se concentre en el bienestar del individuo. Desde la Cumbre del G20 en Cannes (Francia 2011) hasta la Cumbre del G20 en Los Cabos en México en 2012, se ha puesto énfasis en la urgencia de lidiar con el problema de la seguridad alimentaria y la excesiva volatilidad en los precios de los productos básicos. Existe la necesidad de fortalecer esquemas de cooperación que alienten la producción sustentable de materias primas, que mejore la transparencia y contribuya a estabilizar los mercados, y que promueva la seguridad alimentaria. Nos comprometemos a seguir tratando este tema en nuestra próxima reunión. El G20 ha enviado un mensaje contundente respecto a la importancia de combatir el hambre y la desnutrición, en especial entre los niños, mediante el respaldo a los esfuerzos de colaboración entre los gobiernos y las ONGs, tales como la iniciativa SUN para el fomento de la nutrición. Existen compromisos anteriores en este tema, incluyendo el Sistema de Información sobre el Mercado Agrícola (AMIS, por sus siglas en inglés), que deben seguirse instrumentando para mejorar la transparencia en los mercados agrícolas internacionales. Debemos dar seguimiento a las iniciativas de nuestros respectivos gobiernos para promover y establecer las medidas que sean necesarias para garantizar el derecho a los alimentos y reconocer el derecho de todas las naciones a proponer e instrumentar sus políticas internas para garantizar el suministro sustentable de alimentos nutritivos y asequibles para todos. También concordamos en la importancia de contar con medidas internacionales para combatir la pobreza. El desarrollo y prosperidad de las futuras generaciones nos obliga a ver más


325

ANEXOS

20.

21.

22.

23.

24.

25.

26.

27.

28.

allá de la crisis económica inmediata. Reconocemos la importancia de encontrar vías que permitan el crecimiento económico, la protección ambiental y la inclusión social de manera complementaria y reforzándose entre sí. Tener una economía verde inclusive puede ayudarnos a alcanzar nuestras metas de desarrollo y crecimiento económico y a mejorar el bienestar social del que nuestro futuro depende. Es necesario respaldar los acuerdos sobre el cambio climático bajo un marco que promueva, regule y aliente la participación de todos en el desarrollo sustentable, así como la generación de fuentes alternativas de energía, al tiempo que se generan fuentes de financiamiento para el cambio tecnológico y la cooperación internacional. Reconocemos los avances logrados en la COP 18, en especial en lo que se refiere a la finalización de nuevas infraestructuras para canalizar la tecnología y financiamiento a los países en desarrollo y para apoyar la implementación cabal de estas iniciativas. También apoyamos la elección de la República de Corea como la sede del Fondo Verde para el Clima, que se espera comience a trabajar en Sondgo en el segundo semestre de 2013. También instamos a los gobiernos a que apoyen las negociaciones requeridas para alcanzar un acuerdo sobre el cambio climático mediante mecanismos tales como la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (UNFCCC). Reiteramos nuestro compromiso con el principio de responsabilidades comunes pero diferenciadas y las capacidades respectivas. Reafirmamos nuestros compromisos con la alianza mundial para el desarrollo en la forma que se estipula en los ODM y vemos con beneplácito los esfuerzos que conduzcan a este fin, incluyendo el Cuarto Foro de Alto Nivel sobre la Eficacia de la Ayuda que se llevó a cabo en Busan. En reconocimiento al derecho fundamental al agua, la gestión sustentable del agua es fundamental para el desarrollo industrial, la producción agrícola, la generación de energía y para impulsar el sector de los servicios. Respaldamos la Declaración de las Naciones de 2013 como el Año Internacional de la Cooperación en la Esfera del Agua y buscamos contribuir a la Consulta Temática de NNUU sobre el Agua, convocada bajo el marco de la Agenda de Desarrollo post-2015. Continuaremos estudiando la problemática de la gestión del agua en la forma que lo han asumido diversos foros parlamentarios a nivel mundial y sugeriremos formas para garantizar que dicha gestión se realice de manera sustentable, tomando en plena cuenta las necesidades básicas de la gente. Instamos a los países desarrollados a encabezar el esfuerzo de transferencia de tecnología en la gestión del agua, en particular respecto a la eficiencia y eficacia de las prácticas agrícolas. Reconocemos el extenso impacto de las decisiones tomadas por los miembros del G20 y vemos con beneplácito los importantes esfuerzos que está realizando la Presidencia Rusa del G20 para acompañar el diálogo e incluir a otros actores. El Foro de Presidentes de Parlamentos de los Países Miembros del G20 debe continuar su diálogo para alentar a los líderes del G20 a lograr acuerdos sobre políticas públicas en una forma eficaz. Debemos considerar la mejor manera de hacerles llegar nuestros puntos de vista oportunamente a


326

29.

30.

31.

los líderes del G20 mediante el Presente Foro. Al respecto, instruimos al Senador Ernesto Cornejo Arroyo, Presidente del Senado mexicano, a que haga llegar el presente Comunicado a los líderes del G20 mediante los canales más adecuados. Para lograr avances hacia la consecución de las metas y objetivos del G20, es imperativo garantizar la contribución de los parlamentarios en la definición de los temas, para que podamos reiterar nuestra voluntad de asumir un papel activo y responsable en el ambiente legislativo. Vemos con beneplácito el inicio de la Presidencia rusa del G20 a partir del 1º de diciembre del 2012. Después de las consultas pertinentes, la Federación Rusa informará en su oportunidad a los miembros del Foro de Presidentes de Parlamentos sobre la fecha y sede de la siguiente reunión. Agradecemos a México su hospitalidad y por haber sido anfitrión del Foro de Presidentes de Parlamentos de los Países Miembros del G20 en la Ciudad de México.

Redactado en el Senado mexicano el 4 y 5 de abril de 2013.


327 ANEXO 5

Declaración conjunta del P20 ― Argentina, 2018 Cumbre de Presidentes de Parlamentos en ocasión del G20

Buenos Aires, Argentina, 1° y 2 de noviembre de 2018. Nosotros, los Presidentes de los Parlamentos de los Estados miembros del G20 y países invitados (P20), reunidos en Buenos Aires, los días 1° y 2 de noviembre de 2018, en vísperas de la Cumbre de Líderes del G20, por invitación de la Unión Interparlamentaria (UIP) y el Congreso de la Nación Argentina, emitimos la siguiente

Declaración conjunta: 1.

2.

3.

4.

Reconocemos que el G20, que reúne a los líderes de las principales economías del mundo, se ha convertido en un foro clave para la gobernanza y la coordinación macroeconómica a nivel global, que busca un mecanismo para buscar consenso y luchar en forma colectiva por nuestros objetivos comunes. Tenemos en cuenta el hecho de que el G20 ha ampliado su agenda temática y que mantiene el foco sobre el crecimiento y desarrollo sustentable y continua el dialogo abarcativo y plural con los representantes de los diversos sectores de la sociedad civil. Los grupos de afinidad del G20, integrados por representantes de diferentes sectores han presentado recomendaciones a través de sus respectivos encuentros celebrados entre los meses de julio y octubre del presente año. Tomamos nota de las diversas iniciativas presentadas por los países miembros del G20 a través de sus reuniones cumbre desde 2008. Alentamos a los líderes del G20 a seguir avanzando activamente hacia el logro de su objetivo conjunto de crecimiento sólido, sostenible, equilibrado e inclusivo, y abordar los desafíos comunes de la sociedad mundial con un renovado compromiso a favor de la paz, la democracia, la prosperidad y el bienestar. Ratificamos que la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) que la acompañan constituyen un hito para el desarrollo genuino, equitativo y sostenible de nuestro planeta. Continuaremos esforzándonos para lograr que nuestros respectivos parlamentos cumplan el propósito de transformar estos compromisos globales en realidades nacionales. En el proceso, también nos empeñaremos por incrementar la solidaridad internacional para lograr estos objetivos comunes y participar activamente como parlamentos en el Foro Político de Alto Nivel de las Naciones Unidas, el instrumento internacional más importante de seguimiento de los ODS.


328 5.

6.

7.

8.

9.

10.

11.

Consideramos que el compromiso del sector privado es de crucial importancia para el logro de ODS y que, como motor del crecimiento económico y originador de trabajos en países en desarrollo, las sociedades público-privadas pueden tener un rol sustancial en lograr transformaciones sistemáticas y estructurales para el desarrollo sustentable. Reconocemos que el mundo es testigo de enorme escala de migración humana que no tiene precedentes. En el mundo interconectado actual, solo puede darse respuesta a través de la comunidad internacional actuando en forma conjunta. Mientras trabajamos en las causas de origen, necesitamos estar preparados y capacitados para proteger a los grupos vulnerables, manejar los flujos migratorios y de refugiados de manera efectiva, y tratar estos temas de manera abarcativa, en línea con los ODS. Somos enteramente conscientes de que los conflictos armados alrededor del mundo no solo crean catástrofes humanitarias sino también dificultan la economía global. Creemos que la prevención y la resolución pacífica de conflictos son esenciales para construir sociedades seguras y prosperas. También condenamos fuertemente el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones y nos comprometemos a combatir el terrorismo y el extremismo violento como una amenaza peligrosa a nuestros esfuerzos para asegurar la paz, el desarrollo y las reglas de la ley. Reiteramos que las mujeres desempeñan un rol protagónico en el desarrollo socioeconómico. Es necesario continuar trabajando en el cumplimiento de ODS 5 sobre igualdad de género y empoderamiento de todas las mujeres, para permitir su empoderamiento económico y su autonomía. Por lo tanto, acogemos con beneplácito la estrategia de incorporación de la perspectiva de género en toda la agenda del G20 promovida por la presidencia argentina. Instamos a la próxima Cumbre de Líderes del G20 a crear consenso e inspirar nuevas políticas de desarrollo con perspectiva de género, que favorezcan el empoderamiento económico de las mujeres, permitir el acceso equitativo de oportunidades para hombres y mujeres en el empleo, las ciencias, la tecnología y la educación, y eliminar toda forma de violencia de género. Como parlamentarios, desempeñaremos nuestro rol con el fin de brindar un entorno legislativo propicio y facilitar la asignación de recursos para la implementación de políticas y programas afines. Estamos preocupados por la erosión de la confianza pública en las instituciones de la gobernanza democrática. Reafirmamos nuestro compromiso de construir parlamentos eficaces, representativos y accesibles, que sirvan a la gente y obliguen a los gobiernos a rendir cuentas. Estamos decididos a combatir la corrupción en todas sus formas, negarle el paso a personas corruptas y a los resultados de su corrupción, y garantizar una gobernanza abierta, transparente y responsable en todos los niveles. Con este fin, promulgaremos leyes, incluyendo medidas contra la corrupción, que fomenten la renovada confianza de la gente en sus instituciones y ayuden en general a avanzar hacia el objetivo 16 de los ODS sobre sociedades pacíficas y buena gobernanza. La globalización ha transformado nuestro mundo y ha elevado a millones de personas de la pobreza, trayendo crecimiento y desarrollo. Sin embargo, necesitamos tener en cuenta que amplios segmentos de la población no se han beneficiado de manera equitativa con la globalización. Este es un de-


329

ANEXOS

12.

13.

14.

15.

16.

17.

18.

safío que debemos afrontar juntos, con espíritu solidario de cooperación. Creemos que un sistema de comercio multilateral, no discriminatorio, abierto, justo y basado en normas claras respetadas por todos y adaptadas a las realidades del mundo actual, desempeña un rol importante en la promoción del desarrollo sostenible y el crecimiento económico global, la creación de empleo y el bienestar. Sin embargo, la tendencia creciente de proteccionismo y unilateralismo que dificulta el comercio global y el crecimiento económico, y que puede tener gran impacto en el bienestar de las personas y en el desarrollo sustentable de nuestras sociedades. Como tales, estos son desafíos a los que debemos responder juntos. El desarrollo sostenido debe estar en el centro de las negociaciones comerciales multilaterales y se le debe otorgar prioridad a los países en desarrollo y menos desarrollados, con especial atención en los intereses y preocupaciones de las micro, pequeñas y medianas empresas como creadoras de empleo, incluyendo el e-comercio. El multilateralismo sigue siendo la mejor opción para promover un régimen de comercio global que sea justo para todos. Por lo tanto, seguimos comprometidos con el multilateralismo y apoyamos el rol de la OMC como pilar del sistema multilateral de comercio. Reconocemos la importancia de un sistema de protección social inclusiva, sustentable y adaptable. Desde esta perspectiva, abogamos enérgicamente por un trabajo decente para todos, así como también por redes de seguridad más sólidas para facilitar la transición de los trabajadores desplazados hacia nuevos empleos. También exigimos medidas para un marco actualizado regulatorio y medidas especiales que ayuden a los jóvenes, mayores y personas con discapacidad a ingresar al mercado laboral como emprendedores o trabajadores. Estamos convencidos de que, en vista de la creciente interdependencia de nuestras sociedades y las crecientes amenazas a las democracias del mundo, el sistema global de gobiernos necesita ser fortalecido para que refleje más claramente las perspectivas e intereses de las personas de todo el mundo, incluyendo a los grupos vulnerables. Estamos comprometidos a promover un orden global basado en multilateralismo como principio clave. Nuestra Cumbre de Presidentes de Parlamentos de Estados miembros del G20 y países invitados se basa en el paradigma “a desafíos globales, soluciones globales” y con este objetivo, reiteramos la necesidad de intensificar el diálogo y la cooperación entre nuestros estados, gobiernos y parlamentos. Reconocemos la importancia de las iniciativas destinadas a aportar una contribución parlamentaria a los principales procesos globales: las conferencias de presidentes de parlamentos en el contexto del G20, la Conferencia Parlamentaria sobre la Organización Mundial del Comercio y la Conferencia Mundial de Presidentes de Parlamentos, entre otros. Además, creemos que es necesario trabajar sobre la brecha democrática en las relaciones internacionales y que la voz de nuestros Parlamentos debe ser sistemáticamente escuchada en el contexto de las reuniones multilaterales, incluidas las Cumbres de Líderes del G20. Construyendo sobre la experiencia ganada aquí en Buenos Aires, y en las Cumbres Presidenciales Parlamentarias previas en ocasión del G20, ratificamos nuestro compromiso de continuar nuestro trabajo conjunto al nivel del Parlamento Pre-


330 19.

20.

sidencial, en apoyo al proceso del G20. Le damos la bienvenida a la Presidencia de Japón al G20 a partir del 1 de diciembre de 2018, y requerimos a La Cámara de Senadores de la Legislatura bicameral de Japón que sea anfitrión de la próxima Cumbre Parlamentaria Presidencial (P20), esperando encontrarnos nuevamente en la segunda mitad del año 2019. Expresamos nuestro sincero agradecimiento hacia la Argentina por ser anfitrión de la Cumbre de Presidentes Parlamentarios en ocasión del G20, así como por su cálida hospitalidad.


331 ANEXO 6

Declaración Conjunta del P20 ― Japón, 2019 6a. Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20

Tokio, 4 de noviembre, 2019

Nosotros, los Presidentes de Parlamentos de los países miembros del G20 e invitados, reunidos en Tokio el 4 de noviembre de 2019, en el contexto de la Cumbre de Líderes del G20, por invitación de la Cámara de los Consejeros de la Dieta Nacional de Japón y la Unión Inter-Parlamentaria (UIP), emitimos la siguiente

Declaración conjunta 1.

2.

3.

4.

5.

Notamos que el G20, que reúne a los líderes de las principales economías del mundo, ha ampliado su agenda para incluir temas globales cruciales como las nuevas tecnologías, la digitalización, las implicaciones macroeconómicas del envejecimiento, la equidad de género, la seguridad alimentaria, la energía, el cambio climático, la salud, el terrorismo, la migración y la protección de refugiados, manteniendo su enfoque inicial en el crecimiento económico y el desarrollo sostenible. Damos la bienvenida al diálogo comprensivo y pluralista que el G20 mantiene con representantes de varias partes interesadas. En el período previo a la Cumbre del G20 de Osaka, los Grupos de Afinidad del G20, compuestos por representantes de empresas, del trabajo, la ciencia, la juventud, las mujeres y otros sectores, presentaron recomendaciones sobre una amplia variedad de temas. Alentamos a los líderes del G20 a cumplir con su compromiso de perseguir activamente su objetivo de crecimiento fuerte, sustentable, equilibrado e inclusivo. Se deben encontrar soluciones comunes a los desafíos comunes que enfrenta la comunidad global, todo conforme con un firme compromiso con la paz, la democracia, la prosperidad y el bienestar humano para todos. Preservar y fortalecer el sistema multilateral, con las Naciones Unidas en su núcleo, debe ser una prioridad clave para el G20. Como representantes de las personas, que desempeñan las funciones básicas de elaboración de leyes, presupuestos y supervisión, los parlamentarios deben contribuir de manera sustancial al proceso del G20. La voz de nuestros parlamentos debe ser escuchada en las reuniones internacionales, como el G20, para ayudar a abordar una brecha democrática persistente en las relaciones internacionales. Cuando se lanzó la Cumbre del G20 en 2008, el mundo enfrentaba una gran crisis financiera y económica. La acción conjunta y decidida de las principales economías, tanto desarrolladas como en desarrollo, ayudó a evitar una peligrosa recesión mundial. El mundo continúa enfrentando considerables desafíos y riesgos. Instamos al G20 a movilizar la voluntad polí-


332

6.

7.

8.

9.

10.

tica para identificar e implementar soluciones duraderas. Esto sólo puede hacerse con la plena participación de nuestros parlamentos nacionales. Estamos profundamente preocupados por el estado de una economía global que sigue profundamente desequilibrada en términos de impacto social, de desarrollo y ambiental. Necesitamos repensar nuestras economías y aprovechar mejor las oportunidades que surgen desde una perspectiva de economía verde, incluidas las economías circulares, las economías compartidas y las economías solidarias. Esto requerirá, entre otras cosas, una inversión significativa en infraestructura verde y en eficiencia energética, leyes para promover prácticas sostenibles de producción y consumo, reformas del mercado laboral para apoyar el ajuste de los trabajadores, políticas integradas para reducir la desigualdad, sistemas impositivos sostenibles y modernos, una regulación financiera más sólida para frenar la especulación y la institucionalización de la contabilidad ambiental en ambos sectores público y privado. Sobre todo, las políticas económicas deben ir más allá del producto bruto interno y guiarse por medidas más integrales de progreso y bienestar humano. Reafirmamos que los Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS) constituyen una hoja de ruta para un desarrollo justo, equitativo y sostenible. Notando que parlamentos más fuertes y efectivos tendrán que desempeñar un papel central en la implementación de los ODS, pedimos mayores esfuerzos para aumentar la capacidad de nuestros respectivos parlamentos para transformar estos compromisos globales en realidades nacionales. También buscaremos mejorar la colaboración internacional y la solidaridad para lograr estos objetivos compartidos, incluso a través de una participación parlamentaria activa en el Foro Político de Alto Nivel de las Naciones Unidas, el principal mecanismo internacional para monitorear a los ODS. Subrayamos la importancia particular del ODS 16, que reconoce la importancia de instituciones efectivas, incluidos los parlamentos, para la realización de todo el conjunto de ODS. Recordamos que los parlamentos son una parte central de un mecanismo estatal que tiene como objetivo garantizar que las políticas públicas se centren constantemente en el bienestar de las personas y, y tener la capacidad de tomar medidas correctivas cuando sea necesario. Por lo tanto, nos comprometemos a renovar los esfuerzos para que nuestros parlamentos sean cada vez más representativos, abiertos y transparentes, accesibles, responsables y efectivos. También pedimos a los gobiernos y parlamentos que trabajemos juntos para mejorar la participación pública en la toma de decisiones en todos los niveles, asegurando así que las políticas públicas satisfagan las necesidades de todas las personas y no dejen a nadie atrás. Reafirmamos nuestro compromiso de continuar combatiendo la corrupción en todas sus formas, negar el refugio a las personas corruptas y sus ganancias de corrupción, y garantizar una gobernanza abierta, transparente y responsable en todos los niveles. Con este fin, apoyaremos la promulgación de legislación, incluidas medidas anticorrupción, que fomentarán una confianza renovada de las personas en sus instituciones y en general ayudarán a avanzar el Objetivo 16 de los ODS para sociedades pacíficas y buen gobierno. Creemos que el multilateralismo sigue siendo nuestra mejor opción para man-


333

ANEXOS

11.

12.

13.

14.

15.

tener la paz y lograr el desarrollo sostenible. Creemos que un sistema multilateral de comercio basado en normas, abierto, transparente, justo y no discriminatorio, respetado por todos, desempeña un papel importante en la promoción de la prosperidad y el desarrollo sostenible. Todos los países deben abstenerse de adoptar medidas proteccionistas y de todas las prácticas comerciales que sean incompatibles con las normas de la Organización Mundial del Comercio (OMC), ya que socaban al régimen comercial multilateral en su conjunto. Las medidas arancelarias y no arancelarias nunca deben imponerse arbitraria o unilateralmente en función de objetivos políticos. Estamos de acuerdo en que el sistema multilateral de comercio está actualmente por debajo de sus objetivos, y que la OMC debe ser reformada. Reconocemos el compromiso renovado del G20 con la reforma de la OMC para ayudar a mantener las normas comerciales mundial y crear otras nuevas que reflejen la realidad de la economía global en evolución. Pedimos que se aceleren los debates para mantener el sistema de solución de diferencias de la OMC en pleno funcionamiento. El desarrollo sostenible debe estar en el centro de las negociaciones comerciales multilaterales y los esfuerzos deben dedicarse a los países en desarrollo y menos desarrollados, con un enfoque especial en las preocupaciones e intereses de los agricultores, así como de las micro, pequeñas y medianas empresas como creadoras de empleos y motores para la innovación. La globalización ha sacado a millones de la pobreza, generando crecimiento y desarrollo. Pero sigue habiendo un segmento de la población que no se ha beneficiado por completo, y nos enfrentamos a una creciente desigualdad. Para lograr una distribución más justa del ingreso y la riqueza, reconocemos la importancia de adoptar políticas fiscales, salariales y de protección social adecuadas. Este es un desafío que los gobiernos y los parlamentos deben abordar juntos con un espíritu de solidaridad y cooperación. Como parlamentarios, también debemos contribuir a fomentar un entorno en el que la ciencia, la tecnología y la innovación contribuyan positivamente a la paz, el desarrollo y el bienestar humano, al tiempo que limiten o mitiguen los riesgos asociados y protejan al planeta. Si bien reconocemos los beneficios evidentes de la innovación y la tecnología, nos preocupan los posibles impactos negativos de la digitalización, la robotización, la automatización, la nanotecnología y otras formas de innovación tecnológica en el empleo y el bienestar humano. Instamos al G20 a aprovechar la tecnología como la inteligencia artificial y el internet de las cosas para mejorar la productividad y el crecimiento inclusivo y lograr una sociedad centrada en el ser humano, al tiempo que aborde los desafíos de la distribución de la riqueza mediante el apoyo a los trabajadores y las comunidades durante las transiciones y asegurando que el acceso y los beneficios de la tecnología se compartan de manera justo dentro de la sociedad. Abogamos por un trabajo decente y redes de seguridad más fuertes para facilitar la transición de los trabajadores desplazados a nuevos empleos, de acuerdo con el ODS 8, que tiene como objetivo promover el pleno empleo y el trabajo decente para todos. También pedimos un marco regulatorio


334

16.

17.

18.

19.

adecuado y actualizado y medidas especiales para ayudar a los jóvenes, los trabajadores mayores desplazados y las personas con discapacidad a ingresar al mercado laboral como empresarios o trabajadores. Debemos tener en cuenta que los cambios demográficos en países de todo el mundo no deben afectar negativamente la productividad y la sostenibilidad financiera de los sistemas de seguridad social. Por ejemplo, la inversión en capital humano para aumentar la longevidad y el excedente de población, junto con la promoción de una movilidad laboral uniforme y adecuada, puede ayudar a aliviar el impacto de la disminución de la fuerza laboral y la población activa. Esperamos que el G20 continúe profundizando la discusión sobre estos desafíos. Alentamos a los líderes del G20 a promover el flujo seguro y ordenado de información a través de las fronteras y permitir a los usuarios de Internet acceder legalmente a información, conocimiento y servicios en línea. Tomamos nota de las discusiones en curso para aprovechar el potencial de las economías digitales, particularmente con respecto al flujo de datos y el comercio electrónico. Reconocemos que se debe respetar la privacidad y la protección de datos personales para fortalecer la confianza en la economía digital. La infraestructura de calidad es un impulsor clave de la prosperidad económica, el desarrollo sostenible y el crecimiento inclusivo. Damos la bienvenida a los Principios del G20 para la Inversión en Infraestructura de Calidad, respaldados en la Cumbre del G20 de Osaka, que incluyen transparencia, apertura, eficiencia económica, crecimiento sostenible y el fortalecimiento de la gobernanza de la infraestructura. En particular, enfatizamos la importancia que se le da a la inversión en infraestructura de calidad y acogemos con beneplácito los intentos de abordar una brecha persistente de financiamiento de infraestructura en los países en desarrollo. Los desafíos únicos que enfrentan África y los países en desarrollo de bajos ingresos siguen siendo una preocupación importante. Acogemos con beneplácito el compromiso renovado del G20 de promover la igualdad de género en línea con el ODS 5 y de perseguir el Objetivo de Brisbane, que tiene como objetivo reducir la brecha de género en la participación de la fuerza laboral en un 25% para 2025, y apoyamos la determinación expresa del G20 de poner fin a todas las formas de discriminación contra mujeres y niñas, así como la violencia de género. Reconocemos la importancia de la Convención recientemente adoptada sobre la eliminación de la violencia y el acoso en el mundo del trabajo. También acogemos con beneplácito la alianza del sector privado para el Empoderamiento y el Progreso de la Representación Económica de las Mujeres (EMPOWER) mencionada en la Declaración de los Líderes del G20 Osaka. Estamos convencidos de que la igualdad de género y el empoderamiento de las mujeres conducen a una mayor prosperidad y desarrollo sostenible para toda la sociedad, y estamos comprometidos a promover activamente el acceso de las mujeres a puestos de liderazgo y toma de decisiones. Como líderes parlamentarios, nos comprometemos a liderar con el ejemplo y asegurarnos de que nuestros respectivos parlamentos sean instituciones sensibles al género. Nuestro mundo se enfrenta a la realidad del cambio climático, y esto debe


335

ANEXOS

20.

21.

22.

23.

abordarse con urgencia y eficacia. Reconocemos que nuestros parlamentos, en particular, tienen una responsabilidad importante de cambiar el rumbo, y para eso debemos tomar medidas decididas. Tomamos nota del llamado del G20 a una mayor inversión en fuentes de energías sostenibles, tecnologías de energía limpia e infraestructura. Abordar el cambio climático es fundamental para el logro de los ODS. Por lo tanto, destacamos la importancia de las estrategias a largo plazo conducentes a economías de bajas emisiones, respaldadas por alianzas público-privadas y breakthrough innovation 2. Agradecemos el enfoque puesto por el G20 en las medidas contra la contaminación marina, particularmente la basura plástica marina. Damos la bienvenida a la Osaka Blue Ocean Vision, que se compartió en el G20 y tiene como objetivo reducir a cero la contaminación adicional por la basura plástica marina para 2050, y reconocemos que los parlamentos tienen un papel clave en la promoción de políticas para lograrlo. La acción efectiva también requerirá apoyo técnico y humano para los países en desarrollo. Las desigualdades sustanciales en el acceso a la atención médica persisten tanto dentro como fuera de los países. Las poblaciones vulnerables se enfrentan a una mayor carga de morbilidad y mortalidad prematura por causas fácilmente prevenibles y tratables. La prevención (incluso a través de campañas sistemáticas de vacunación), la promoción de la salud, el tratamiento y la atención médica de calidad para todas las generaciones son esenciales para el desarrollo sostenible y el crecimiento económico. Reconociendo los vínculos entre la salud, el crecimiento económico y la productividad, acogemos con beneplácito la adopción este año de la Declaración Política de la ONU y de la Resolución de la UIP sobre la cobertura universal de salud (UHC), que también incluye el acceso universal a la atención de la salud productiva, y nos comprometemos a su efectiva implementación. Celebramos el compromiso del G20 de continuar el diálogo sobre las diversas dimensiones del desplazamiento y la migración. Hacemos hincapié en que la actual crisis de refugiados es motivo de preocupación mundial, con importantes consecuencias políticas, sociales, económicas y humanitarias. Subrayamos la responsabilidad de la comunidad internacional de tomar medidas conjuntas para abordar las condiciones propicias para la migración y el desplazamiento, y compartir la carga de aliviar el sufrimiento de los refugiados y las personas desplazadas. Reafirmamos nuestro firme apoyo para combatir el extremismo, la xenofobia y el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones, ya que pueden socavar gravemente la paz y la seguridad mundiales y ponen en peligro nuestros esfuerzos en curso para fortalecer la economía mundial y ga-

2  El término refiere a innovaciones que son avances tecnológicos únicos o de vanguardia en una categoría de productos que alteran significativamente los patrones de consumo de un mercado (Wind & Mahajan, 1997). Este tipo de innovación se asocia a innovaciones radicales, disruptivas y discontinuas. Sin embargo, algunos autores (por ejemplo, Zhou, Yim y Tse, 2005) han conceptualizado a la innovación revolucionaria de una manera diferente, sosteniendo que los términos “radical” y “disruptivo” hacen referencia a diferentes tipos de innovación “revolucionaria”. IGI Global Publisher of Timely Knowledge (https://www. igi-global.com/dictionary/).


336

24.

25.

26.

rantizar el crecimiento y el desarrollo sostenibles. Somos plenamente conscientes del papel esencial de los parlamentos a este respecto e instamos al G20 a intensificar los esfuerzos conjuntos para combatir estas amenazas. Con el fin de capturar con precisión las cuestiones políticas las cuestiones políticas emergentes recientemente en un contexto de profundización de la interdependencia internacional y el rápido cambio social, lograr el equilibrio adecuado entre la protección de los derechos e intereses de las personas y los desarrollos económicos, sociales, científicos, tecnológicos y de otro tipo, y crear marcos legales apropiados, nosotros, los parlamentarios, nos comprometemos a ampliar nuestros esfuerzos para mejorar aún más las capacidades de investigación y encuestas de los parlamentos. Instamos a la UIP a que brinde a los parlamentarios mundiales la experiencia necesaria para abordar problemas emergentes y la oportunidad para que diferentes países compartan experiencias. Esta Cumbre de Presidentes de Parlamentos se basa en la experiencia adquirida en la Cumbre de 2018 en Buenos Aires y en las consultas anteriores de Presidentes de Parlamentos del G20 que fueron iniciadas por primera vez por el Senado de Canadá en 2010. Reafirmamos nuestro compromiso de continuar nuestro trabajo conjunto en el contexto del G20, como un paso importante para abordar la brecha democrática en las relaciones internacionales y enriquecer el proceso del G20. Por lo tanto, pedimos a los líderes del G20 que reconozcan a la Cumbre de Presidentes (P20) como una contribución parlamentaria al proceso general del G20. Nosotros, a su vez, comunicaremos esta Declaración Conjunta a nuestros respectivos Jefes de Estado y de Gobierno y participaremos en la implementación de nuestros compromisos compartidos. Agradecemos a la Cámara de los Consejeros de la Dieta Nacional de Japón tanto por organizar la 6ª Cumbre de Presidentes de Parlamentos del G20 como por su cálida hospitalidad.

Pedimos a la UIP que continúe su papel en el mantenimiento del marco del P20 en el futuro, ya que esperamos reunirnos nuevamente en 2020.


337 ANEXO 7

Declaración de Líderes del G20 ― Argentina, 2018 Construyendo consenso para un desarrollo equitativo y sostenible 1.

2.

3.

4.

5.

6.

A 10 años de la primera Cumbre de Líderes del G20, nos reunimos en Buenos Aires los días 30 de noviembre y 1 de diciembre de 2018 para construir consenso para un desarrollo equitativo y sostenible a través de una agenda inclusiva, centrada en las personas y con visión de futuro. Este año, nos hemos concentrado en los siguientes pilares: el futuro del trabajo, infraestructura para el desarrollo, un futuro alimentario sostenible y una perspectiva transversal de género en toda la agenda del G20. Hemos abordado nuestra agenda promoviendo el diálogo y la búsqueda de puntos en común. La construcción de consensos requiere el compromiso de la sociedad en su totalidad. Nuestros debates se han enriquecido gracias al aporte de diversas organizaciones de la sociedad civil. Celebramos el sólido crecimiento económico mundial, pero reconocemos que ha sido cada vez menos sincronizado entre los países y que algunos de los riesgos clave, como las vulnerabilidades financieras y las problemáticas geopolíticas, se han materializado parcialmente. También reconocemos los problemas comerciales actuales. Reafirmamos nuestro compromiso de usar todas las herramientas de políticas para lograr un crecimiento sólido, sostenible, equilibrado e inclusivo, y de salvaguardarnos de los riesgos, aumentando las instancias de diálogo y las acciones para mejorar la confianza. La política monetaria continuará apoyando la actividad económica y garantizará la estabilidad de los precios, en consonancia con los estatutos de los bancos centrales. La política fiscal debería reconstruir los mecanismos de amortiguación donde sea necesario, ser empleada de manera flexible y favorecer el crecimiento, asegurando al mismo tiempo que la deuda pública esté en un sendero sostenible. La implementación continua de reformas estructurales mejorará nuestro potencial de crecimiento. Reafirmamos los compromisos en materia de política cambiaria asumidos por los ministros de Finanzas y los presidentes de Bancos Centrales en marzo pasado. Endorsamos el Plan de Acción de Buenos Aires. Renovamos nuestro compromiso de trabajar de manera conjunta para lograr un orden internacional basado en reglas que sea capaz de responder manera efectiva a un mundo que cambia rápidamente. Se espera que las tecnologías transformativas traigan consigo enormes oportunidades económicas, como mejores y nuevos trabajos, y mejores estándares de vida. No obstante, la transición podría generar desafíos para las personas, las empresas y los gobiernos. Las respuestas de políticas y la cooperación internacional ayudarán a garantizar que los beneficios de la transformación tecnológica sean compartidos por todos. Endorsamos el Menú de Opciones de Políticas para el Futuro del Trabajo al cual vamos a recurrir, considerando las circunstancias particulares de cada país, para


338

7.

8.

9.

aprovechar la tecnología para fortalecer el crecimiento y la productividad; acompañar a las personas durante las transiciones y enfrentar los desafíos distributivos; asegurar sistemas impositivos sostenibles, y garantizar que nuestra toma de decisiones esté informada por la mejor evidencia posible. Seguimos comprometidos a construir un futuro del trabajo inclusivo, equitativo y sostenible mediante la promoción del trabajo decente, la formación vocacional y el desarrollo de habilidades, incluida la recalificación de los trabajadores y la mejora de las condiciones laborales en todas las formas de empleo; reconociendo la importancia del diálogo social en esta área, incluido el trabajo realizado a través de plataformas digitales, poniendo énfasis en la promoción de la formalización laboral y la construcción de sistemas de protección social que sean sólidos y portables, sujetos a leyes y circunstancias nacionales. Continuaremos fomentando las habilidades cognitivas, digitales y emprendedoras, y fomentando la recolección e intercambio de buenas prácticas. Promoveremos una mayor participación en la fuerza laboral de los grupos sub-representados y vulnerables, como las personas con discapacidades. Implementaremos políticas destinadas a mejorar la situación laboral de los jóvenes, de acuerdo con el Objetivo de la Juventud establecido en la Cumbre del G20 en Antalya. Tomaremos medidas para erradicar el trabajo infantil, el trabajo forzoso, la trata de personas y las formas modernas de esclavitud en el mundo del trabajo, incluso a través de la promoción de cadenas de suministro sostenibles. Nos comprometemos a seguir creando condiciones que permitan movilizar recursos públicos, privados y multilaterales, incluidos mecanismos financieros innovadores y participaciones, como, por ejemplo, inversiones que tengan un impacto social para el crecimiento inclusivo y sostenible, en línea con el Llamado del G20 para el Financiamiento de Negocios Inclusivos. El acceso a la educación es un derecho humano y un área estratégica de políticas públicas para el desarrollo de sociedades más inclusivas, prósperas y pacíficas. Resaltamos la importancia de la educación de las niñas. A fin de preparar a nuestros ciudadanos para que puedan aprovechar los beneficios de las innovaciones tecnológicas y sociales, promoveremos la coordinación entre políticas de empleo y educación educativa y de calidad que sean equitativas, de modo que podamos elaborar estrategias integrales que promuevan competencias clave, como aprender a aprender, habilidades básicas y digitales, con una perspectiva de aprendizaje para toda la vida, desde la primera infancia. Reconocemos la necesidad de promover innovadoras estrategias pedagógicas y métodos basados en la evidencia para todos los niveles educativos. A fin de maximizar los beneficios de la digitalización y de las tecnologías emergentes para un crecimiento innovador y la productividad, impulsaremos acciones que fomenten el desarrollo de micro, pequeñas y medianas empresas y de emprendedores, cierren la brecha de género digital y promuevan la inclusión digital, apoyen la protección de los consumidores y mejoren el gobierno digital, la infraestructura digital y la medición de la economía digital. Reafirmamos la importancia de abordar las cuestiones de seguridad relacionados con el uso de las TIC. Apoyamos el libre flujo de la información, ideas y el conocimiento, al tiempo que se respeten los


339

ANEXOS

10.

11.

12.

marcos jurídicos aplicables, trabajando para fomentar la confianza de los consumidores, la privacidad, la protección de los datos y la protección de los derechos de propiedad intelectual. Celebramos el Repositorio de Políticas Digitales del G20 para compartir y promover la adopción de modelos de negocios innovadores de la economía digital. Reconocemos la importancia de la interfaz entre comercio y economía digital. Continuaremos nuestra labor en materia de inteligencia artificial, tecnologías emergentes y nuevas plataformas de negocios. La infraestructura es un motor clave de la prosperidad económica, el desarrollo sostenible y el crecimiento inclusivo. A fin de abordar la persistente brecha de financiamiento en infraestructura, reafirmamos nuestro compromiso de atraer capitales privados para la inversión en infraestructura. Para lograrlo, endorsamos la Hoja de Ruta hacia la Infraestructura Como una Clase de Activo y los Principios del G20 para la Fase de Preparación de Proyectos de Infraestructura. Estamos tomando medidas para lograr una mayor estandarización contractual, abordar las brechas de información y mejorar los instrumentos de mitigación de riesgos. En congruencia con la Hoja de Ruta, esperamos lograr avances en materia de infraestructura de calidad en 2019. A partir del G20 Food Security and Nutrition Framework (Marco para la Seguridad Alimentaria y Nutricional del G20), reafirmamos nuestro compromiso de hacer frente a los desafíos sobre seguridad alimentaria, que resulta crucial para lograr un mundo sin hambre ni otras formas de desnutrición. Impulsaremos el dinamismo en las zonas rurales y la agricultura sostenible, conscientes de la importancia del manejo sostenible de los suelos y de los recursos hídricos, que cuente con el aval individual de los países y teniendo en cuenta las necesidades específicas de las empresas agrícolas familiares y pequeñas. Animamos el uso y el intercambio voluntarios de prácticas y tecnologías agrícolas tradicionales e innovadoras. Resaltamos la importancia de la colaboración entre los actores públicos y privados para fortalecer el manejo de los riegos, facilitar las capacidades de adaptación a un medio ambiente cambiante, proteger la biodiversidad y brindar respuestas efectivas para reducir los efectos de los eventos climáticos extremos sobre la agricultura. Aumentaremos nuestros esfuerzos para trabajar con el sector privado, la comunidad científica y todas las demás partes interesadas relevantes, a fin de agregar valor y mejorar la productividad, la eficiencia y la sostenibilidad, y optimizar las cadenas de valor agroalimentarias globales y promover iniciativas para reducir la pérdida y el desecho de alimentos. La igualdad de género es esencial para el crecimiento económico y para el desarrollo equitativo y sostenible. Hemos logrado avances en lo que respecta al cumplimiento del compromiso que asumimos en Brisbane de reducir la brecha de género en las tasas de participación de la fuerza laboral en 25% para 2025, pero reconocemos que debemos hacer más en este sentido. Continuaremos impulsando iniciativas destinadas a eliminar todas las formas de discriminación hacia las mujeres y niñas, y la violencia basada en género. Nos comprometemos a fomentar el empoderamiento económico de las mujeres trabajando junto al sector privado para mejorar las condiciones laborales de todos, por ejemplo, mediante el acceso a infraes-


340

13.

14.

15.

tructura de atención médica de calidad y asequible, y a licencias por paternidad, y para reducir la brecha salarial de género. Además, asumimos el compromiso de promover el acceso de las mujeres a puestos de trabajo de liderazgo y de toma de decisiones, el desarrollo de las habilidades digitales de mujeres y niñas, y de incrementar su participación en sectores altamente tecnológicos y en ciencia, tecnología, ingeniería y matemática (CTIM). Celebramos la implementación continua de la Iniciativa de Financiamiento para Mujeres Emprendedoras (We-Fi) y agradecemos la labor del task force de Mujeres Líderes en Negocios. A partir de las lecciones aprendidas, consideraremos formas para trabajar mejor junto con mujeres emprendedoras. Movilizar las finanzas sostenibles y fortalecer la inclusión financiera es importante para el crecimiento global. Celebramos el Sustainable Finance Synthesis Report 2018 (Reporte sobre Finanzas Sostenibles 2018), que presenta opciones voluntarias para ayudar al despliegue de capitales privados sostenibles. Endorsamos la G20 Financial Inclusion Policy Guide (Guía de Políticas de Inclusión Financiera del G20), que brinda recomendaciones de políticas voluntarias para facilitar servicios financieros digitales, teniendo en cuenta los contextos particulares de los países y la Global Partnership for Financial Inclusion Roadmap (Alianza Global para la Hoja de Ruta hacia la Inclusión Financiera), que define un proceso para dinamizar su programa de trabajo y estructura. Lanzamos la Iniciativa del G20 para el Desarrollo de la Primera Infancia y estamos listos para trabajar junto con todas las partes interesadas en la mejora de los programas para la primera infancia de calidad financiados sosteniblemente que tienen un enfoque multidimensional sobre el desarrollo de la primera infancia, como medio para formar capital humano y así romper el ciclo de pobreza intergeneracional y estructural, y para reducir las desigualdades, en especial, en los casos donde los niños son más vulnerables. Impulsamos las actividades de la Organización Mundial de la Salud (OMS), junto con otros actores relevantes, para elaborar un plan de acción para la implementación de aspectos de los ODS relacionados con la salud hacia 2030. Elogiamos los avances hechos por la comunidad internacional en el desarrollo y la implementación de planes de acción nacionales y regionales de resistencia antimicrobiana (RAM) basados en el enfoque Una Salud. Reconocemos la necesidad de acciones multisectoriales para reducir el avance de la RAM, dado que se está convirtiendo en una responsabilidad mundial. Destacamos el trabajo realizado por el Centro Mundial de Investigación y Desarrollo sobre la RAM y, a partir de su labor, esperamos poder evaluar en profundidad los incentivos prácticos de mercado. Afrontaremos la malnutrición, con especial énfasis en el sobrepeso y la obesidad infantil a través de enfoques nacionales colaborativos, basados en la comunidad y que involucren a las diferentes partes interesadas. Reafirmamos la necesidad de contar con sistemas de salud que brinden intervenciones eficientes y basadas en la evidencia para lograr un mejor acceso a la atención médica mejorando su calidad y asequibilidad, a fin de avanzar hacia una Cobertura de Salud Universal (CSU), de acuerdo con los contextos y las prioridades nacionales. Esto puede contemplar, cuando corresponda, medicina tradicional y suplementaria probada cien-


341

ANEXOS

16.

17.

18.

19.

tíficamente, que garantice la seguridad, la calidad y la efectividad de los servicios médicos. Continuaremos fortaleciendo las capacidades centrales requeridas por el Reglamento Sanitario Internacional (RSI, 2005) para la prevención, detección y respuesta ante emergencias de salud pública, reconociendo el rol central de la OMS en este sentido. Nos comprometemos a erradicar el VIH/SIDA, la tuberculosis y la malaria, y esperamos una sexta reposición exitosa del Fondo Mundial en 2019Destacamos el 2018 G20 Annual International Migration and Displacement Trends and Policies Report (Informe Anual de Políticas y Tendencias sobre Desplazamientos y Migraciones en el Mundo) preparado por la OCDE en colaboración con la OIT, la OMI y la ACNUR. Consideraremos formas de continuar el diálogo en estas áreas durante la siguiente presidencia del foro. Destacamos el 2018 G20 Annual International Migration and Displacement Trends and Policies Report (Informe Anual de Políticas y Tendencias sobre Desplazamientos y Migraciones en el Mundo) preparado por la OCDE en colaboración con la OIT, la OMI y la ACNUR. Consideraremos cómo continuar el diálogo en estas áreas durante la siguiente presidencia del foro. Los grandes movimientos de refugiados representan una problemática internacional con consecuencias humanitarias, políticas, sociales y económicas. Enfatizamos la importancia de las acciones comunes para abordar las causas centrales de los desplazamientos y para dar una respuesta a las crecientes necesidades humanitarias. Reafirmamos nuestro compromiso de liderar la transformación hacia un desarrollo sostenible y de dar nuestro aval para que la Agenda 2030 sirva de marco para lograr avances en torno a este objetivo del Plan de Acción del G20. En la Actualización de Buenos Aires, se definen las medidas colectivas y concretas actuales del G20 para el logro de la Agenda, reconociendo que la cooperación Sur-Sur y la cooperación triangular desempeñan un papel importante en su implementación. Subrayamos nuestro aval continuo a la Alianza de África del G20, incluido el Compacto de África y otras iniciativas relevantes. Reafirmamos nuestro compromiso de hacer frente a los flujos financieros ilícitos, que tienen un efecto detrimental en la movilización de recursos nacionales y continuaremos evaluando los avances en la materia. Avalamos los Principios de Alto Nivel sobre Hábitat Sostenible a través s de la Planificación Regional del G20. Una economía sólida y un planeta saludable se refuerzan mutuamente. Tomamos nota del último Informe Especial del IPCC sobre el Calentamiento Global de 1,5 °C. Reconocemos la importancia de contar con estrategias integrales de adaptación, incluidas inversiones en infraestructura resistente a las inclemencias del clima y a los desastres. En este sentido, apoyamos la implementación de acciones y la cooperación en los países emergentes, en especial, en aquellos más vulnerables, incluidos los pequeños estados insulares tales como aquellos en el Caribe. Discutimos estrategias de desarrollo a largo plazo para reducir las emisiones de gases de efecto invernadero y alinear las corrientes internacionales de financiamiento. Además, compartimos las experiencias de los países y consideramos el Programa de Trabajo sobre Adaptación para 2018-2019, en el que reconocemos que cada país puede trazar su propio camino para alcanzar un


342

20.

21.

22.

23.

24.

futuro bajo en emisiones. Esperamos tener resultados positivos en la CP 24 de la CCNUCC y participar en el Diálogo Talanoa. Los signatarios del Acuerdo de París, que también se han incorporado al Plan de Acción de Hamburgo, reafirman que el Acuerdo de París es irreversible y se comprometen a alcanzar una implementación plena, que refleje las responsabilidades y las capacidades que correspondan, de acuerdo con las circunstancias particulares de cada país. Seguiremos combatiendo el cambio climático mientras promovemos el desarrollo sostenible y el crecimiento económico. Los Estados Unidos reiteran su decisión de retirarse del Acuerdo de París y afirman su fuerte compromiso con el crecimiento económico, así como con el acceso y la seguridad energética, utilizando todas las fuentes de energía y las tecnologías relacionadas, y protegiendo el medio ambiente. Reconocemos el rol fundamental que cumple la energía al configurar el futuro de todos nosotros. Por ello, fomentamos la cooperación en materia de eficiencia y transiciones energéticas que combinen el crecimiento con la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero, con el fin de alcanzar sistemas más limpios, flexibles y transparentes. Reconocemos las oportunidades de innovación, crecimiento y creación de empleo que surgen a partir de la mayor inversión en fuentes de energía más limpias y sostenibles —como las renovables—, en tecnologías y en infraestructura. Reconocemos el rol de todas las fuentes de energía y las tecnologías de la matriz energética, así como los distintos caminos nacionales posibles para implementar sistemas de energía más limpia como parte de las transiciones. Promoveremos la seguridad, la sostenibilidad, la resiliencia, la eficiencia, la asequibilidad y la estabilidad energética, reconociendo que existen distintas fuentes de energía y avances tecnológicos que pueden alcanzar un futuro bajo en emisiones. Seguimos promoviendo el acceso universal a la energía mediante la erradicación de la pobreza energética y cooperamos para que las personas desplazadas, y las zonas remotas y afectadas por desastres, puedan acceder a ellas mediante una mejor implementación de los planes regionales del G20. Al contar con entidades financieras internacionales sólidas y efectivas, podremos apuntalar el crecimiento y el desarrollo sostenible. Reafirmamos nuestro compromiso para seguir fortaleciendo la red de seguridad financiera global, construida en torno a un FMI fuerte, que se base en cuotas y que cuente con los recursos adecuados y en el centro. Nos hemos comprometido a concluir la Decimoquinta Revisión General de Cuotas, lo que contempla que se fije una nueva fórmula de cuotas para las Reuniones de Primavera, antes de las Reuniones Anuales de 2019. Instamos al FMI y al Banco Mundial a trabajar con los prestatarios y con los acreedores para mejorar el registro, el monitoreo y la transparencia en la presentación de informes sobre las obligaciones de deuda pública y privada. Esperamos la revisión que realizará el FMI sobre la condicionalidad de los programas y su política de limitación de la deuda. Seguiremos supervisando los flujos internacionales de capital y profundizando nuestra compresión de las herramientas disponibles, a fin de aprovechar sus beneficios. Controlaremos también los riesgos y mejoraremos la resiliencia. Continuaremos tomando medidas para abordar las vulnerabi-


343

ANEXOS

25.

26.

lidades relacionadas con la deuda en los países de bajos ingresos, a fin de respaldar la construcción de capacidades de gestión de la deuda y de finanzas públicas, y de consolidar el marco de políticas nacionales. Trabajaremos para incrementar la transparencia y la sostenibilidad de la deuda, y mejorar las prácticas financieras sostenibles de prestatarios y acreedores, tanto públicos como privados, incluido el financiamiento en materia de infraestructura. Apoyamos el trabajo continuo del FMI, el Grupo Banco Mundial y el Club de París en lo que respecta a las deudas de los países de bajos ingresos, así como las iniciativas continuas del Club de París para lograr una inclusión más amplia de los acreedores emergentes. Acogemos con beneplácito el Informe Final del Grupo de Personas Eminentes del G20 sobre Gobernanza Financiera Global. Un sistema financiero abierto y resiliente, cimentado en las normas internacionales acordadas, resulta fundamental para el crecimiento sostenible. Mantenemos nuestro compromiso con la implementación y finalización plena, oportuna y consistente de la agenda acordada de reformas financieras, así como la evaluación de sus efectos. Seguiremos supervisando —y, de ser necesario, combatiendo— los riesgos y las vulnerabilidades que surjan en el sistema financiero y, mediante la cooperación continua en materia reglamentaria y de supervisión, resolveremos la fragmentación. Esperamos seguir avanzando para dotar de resiliencia a la intermediación financiera no bancaria. Reforzaremos nuestros esfuerzos para garantizar que se puedan obtener los beneficios potenciales de la tecnología en el sector financiero mientras se mitigan los riesgos. Reglamentaremos los criptoactivos para luchar contra el lavado de dinero y combatir el financiamiento del terrorismo, en línea con las normas del Grupo de Acción Financiera, y analizaremos otras respuestas según sea necesario. Agradecemos al Sr. Mark Carney por los servicios prestados en capacidad de presidente del Consejo de Estabilidad Financiera y celebramos la designación de los Sres. Randal K Quarles y Klaas Knot como presidente y vicepresidente del Consejo, respectivamente. Seguiremos trabajando para lograr un sistema tributario internacional justo, sostenible y moderno basado, en particular, en los tratados tributarios y en las reglas de precios de transferencia, y damos la bienvenida a la cooperación internacional para fomentar políticas fiscales que propicien el crecimiento. La implementación global del Paquete de Lucha contra la Erosión de la Base Imponible y el Traslado de Beneficios de la OCDE y el G20 continúa siendo esencial. Continuaremos trabajando de manera conjunta para lograr una solución consensuada que aborde los impactos de la digitalización de la economía en el sistema tributario internacional, con una actualización en 2019 y un informe final para 2020. Damos la bienvenida al comienzo del intercambio automático de información sobre cuentas financieras y reconocemos el fortalecimiento de los criterios desarrollados por la OCDE para identificar aquellas jurisdicciones que no hayan implementado satisfactoriamente los estándares de transparencia fiscal. Se considerarán medidas defensivas contra las jurisdicciones listadas. Todas las jurisdicciones deben firmar y ratificar el Convenio sobre Asistencia Administrativa Mutua en Asuntos Fiscales. Seguimos apoyando mejoras en certeza tributaria y el desarrollo de capacidades tributarias


344

27.

28.

29.

30.

31.

en los países en vías de desarrollo, incluido a través de la Plataforma para la Colaboración en Materia Tributaria. El comercio internacional y la inversión son motores importantes del crecimiento, la productividad, la innovación, la creación de empleo y el desarrollo. Reconocemos el aporte que el sistema de comercio multilateral ha realizado en pos de este objetivo. Actualmente, el sistema no está́ cumpliendo sus objetivos, y existen posibilidades de mejora. Por lo tanto, respaldamos la reforma necesaria de la OMC para mejorar su funcionamiento. Revisaremos el avance en tal sentido en nuestra próxima Cumbre. En virtud de nuestros compromisos asumidos en Hangzhou y Hamburgo, celebramos las soluciones concretas en materia de políticas que se elaboraron en el Foro Global sobre Exceso de Capacidad del Acero, facilitado por la OCDE. Hacemos un llamado a todos los miembros para que implementen las recomendaciones y los compromisos ministeriales del Foro Global sobre Exceso de Capacidad del Acero de Berlín y París. Esperamos contar con un informe sustantivo antes de junio de 2019. Mantenemos nuestro compromiso para prevenir y combatir la corrupción, y liderar con el ejemplo. Acordamos el nuevo plan de acción 2019-2021 y respaldamos los Principios de Alto Nivel del G20 para la Prevención de la Corrupción y la Garantía de la Integridad en las Empresas de Propiedad Estatal y Principios de Alto Nivel para la Prevención y Manejo de Conflictos de Intereses en el Sector Público. Estos promoverán la transparencia y la integridad de los sectores público y privado. Seguiremos fomentando la cooperación práctica para combatir la corrupción, en línea con los compromisos asumidos como miembros del G20. Continuaremos explorando los vínculos entre la corrupción y otros delitos económicos, así como maneras de combatirlos, lo cual incluye la cooperación para el retorno de personas buscadas por estos delitos y de los activos sustraídos, en consonancia con las obligaciones internacionales y los sistemas jurídicos de cada nación. Les solicitamos a las organizaciones internacionales correspondientes que nos vuelvan a informar sobre estas cuestiones durante la siguiente presidencia. Instamos a todos los países del G20 a implementar de manera eficaz la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción, lo que contempla la penalización de los sobornos a funcionarios públicos extranjeros, y destacamos la labor hecha en pos de la posible adhesión a la Convención para Combatir el Cohecho de Servidores Públicos Extranjeros en Transacciones Comerciales Internacionales de la OCDE. Reafirmamos nuestra enérgica condena contra el terrorismo en todas sus formas y manifestaciones. Nos comprometemos con la implementación plena de la Hamburg G20 Leaders Statement on Countering Terrorism (Declaración de Líderes del G20 contra el Terrorismo de Hamburgo). Reforzaremos nuestros esfuerzos para luchar contra el financiamiento del terrorismo y la proliferación, y el lavado de dinero. Instamos a la industria digital a trabajar juntos para combatir la explotación de internet y de las redes sociales con fines terroristas. Agradecemos a la Argentina por haber presidido el G20 y haber celebrado esta exitosa Cumbre en Buenos Aires. Quedamos expectantes ante nuestras próximas reuniones en Japón, en 2019, y Arabia Saudita, en 2020.


345

ANEXOS

Agradecimientos. Anexo. Agradecemos a las organizaciones internacionales, entre ellas, el Banco de Pagos Internacionales, el Consejo de Estabilidad Financiera, el Grupo de Acción Financiera, la Organización Internacional del Trabajo, el Fondo Monetario Internacional, la Organización de las Naciones Unidas, el Grupo Banco Mundial, la Organización Mundial de la Salud, la Organización Mundial del Comercio, la Organización de Cooperación y Desarrollo Económicos, el Banco Interamericano de Desarrollo y el CAF-Banco de Desarrollo de América Latina, por sus informes y su asesoramiento, que han sido invaluables aportes para las discusiones en el marco del G20. Reconocemos el valioso trabajo llevado a cabo por los grupos de afinidad del G20: Business 20, Civil 20, Labour 20, Science 20, Think 20, Women 20 y Youth 20.

Declaraciones ministeriales y communiqués. 1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 10. 11.

Communiqué. Reunión de ministros de Finanzas y presidentes de Bancos Centrales. (19 marzo) Communiqué. Reunión de ministros de Energía del G20 (15 de junio) Communiqué. Reunión de ministros de Finanzas y presidentes de Bancos Centrales (22 de junio). Declaración. Reunión de ministros de Agricultura del G20 (28 de julio). Declaración ministerial. Reunión ministerial de Economía Digital del G20 (24 de agosto). Declaración. Reunión ministerial de Educación del G20 (5 de septiembre). Declaración conjunta de ministros de Educación, Trabajo y Empleo del G20 (6 de septiembre). Declaración. Reunión ministerial de Trabajo y Empleo del G20 (7 de septiembre). Declaración ministerial. Reunión ministerial de Comercio e Inversiones del G20 (14 de septiembre). Informe ministerial. Foro Global sobre Exceso de Capacidad del Acero (20 de septiembre). Declaración. Reunión ministerial de Salud del G20 (3 de octubre).

Documentos de los grupos de trabajo del G20. 12. 13. 14. 15.

Plan de Acción de la ciudad de Buenos Aires, noviembre de 2018. Informe de Progreso Anual de Buenos Aires sobre los Compromisos de Desarrollo del G20. Menú de Opciones de Políticas para el Futuro del Trabajo del G20, FWG. Llamado del G20 para el Financiamiento de Negocios Inclusivos.


346 16. 17. 18. 19. 20.

21. 22.

23. 24. 25. 26. 27. 28. 29. 30. 31. 32.

Hoja de Ruta hacia la Infraestructura Como una Clase de Activo, Presidencia Argentina, 2018. Principios del G20 para la Fase de Preparación de Proyectos de Infraestructura, G20, IWG. Principios de Alto Nivel sobre Hábitat Sostenible a través de la Planificación Regional del G20. Informe Final del Grupo de Trabajo Internacional de Arquitectura Financiera. Guía de Políticas del G20: Digitalización e Informalidad, el Uso de la Inclusión Financiera Digital para Individuos y PyMEs que Operan la Economía Informal, GPFI. Programa de Trabajo y Estructura del GPFI: una Hoja de Ruta Hacia 2020. G20 Roadmap: A Summary of Voluntary Actions for Progressing Towards the Sustainable and Responsible Financial Inclusion of Forcibly Displaced Persons (Hoja de Ruta del G20: un Resumen de Acciones Voluntarias para Avanzar hacia la Inclusión Financiera Sostenible y Responsable de Personas Desplazadas Forzosamente), GPFI 2018 National Remittances Plans progress report (Informe de progreso de los Planes de Remesas Nacionales 2018), GPFI. 2018 Progress Report to the G20 Leaders (Informe de Progreso a los Líderes del G20 2018), GPFI. Iniciativa del G20 para el Desarrollo de la Primera Infancia. La Actualización de Buenos Aires. Principios de Alto Nivel del G20 para la Prevención de la Corrupción y la Garantía de la Integridad en las Empresas de Propiedad Estatal. Principios de Alto Nivel para la Prevención y Manejo de Conflictos de Intereses en el Sector Público. Informe de Gestión del Grupo de Trabajo de Anticorrupción 2018. G20 Sustainable Finance Synthesis Report 2018 (Reporte sobre Finanzas Sostenibles 2018). Experiencias de Países del G20 sobre Clima y Energía Programa de Trabajo de Adaptación del Grupo de Sustentabilidad Climática del G20 (2018-2019).


347 ANEXO 8

Declaración de Líderes del G20 ― Argentina, 2018 Preámbulo. 1.

2.

3.

Nosotros, los líderes del G20, nos reunimos en Osaka, Japón, del 28 al 29 de junio de 2019 para hacer esfuerzos conjuntos para abordar los principales desafíos económicos mundiales. Trabajaremos juntos para fomentar el crecimiento económico global, mientras aprovechamos el poder de la innovación tecnológica, en particular la digitalización, y su aplicación en beneficio de todos. Partiendo del trabajo realizado por las presidencias anteriores, nos esforzaremos por crear un vínculo virtuoso de crecimiento abordando las desigualdades y realizando una sociedad en la que todos los individuos puedan aprovechar todo su potencial. Estamos resueltos a construir una sociedad capaz de aprovechar las oportunidades y abordar los desafíos económicos, sociales y ambientales, presentados hoy y en el futuro, incluidos los del cambio demográfico. Dirigiremos aún más los esfuerzos para fomentar el desarrollo y abordar otros desafíos globales para allanar el camino hacia un mundo inclusivo y sostenible, como se prevé en la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible.

Economía Global. 4.

5.

El crecimiento global parece estar estabilizándose y, en general, se prevé un repunte moderadamente más adelante este año y en 2020. Esta recuperación está respaldada por la continuación de las condiciones financieras acomodaticias y las medidas de estímulo que surte efecto en algunos países. Sin embargo, el crecimiento sigue siendo bajo y los riesgos siguen inclinados a la baja. Lo que es más importante, las tensiones comerciales y geopolíticas se han intensificado. Continuaremos abordando estos riesgos y estamos listos para tomar más medidas. Reafirmamos nuestro compromiso de utilizar todas las herramientas políticas para lograr un crecimiento fuerte, sostenible, equilibrado e inclusivo, y protegernos contra los riesgos a la baja, intensificando nuestro diálogo y acciones para mejorar la confianza. La política fiscal debe ser flexible y favorable al crecimiento, al tiempo que se reconstruyen los amortiguadores donde sea necesario y se garantice que la deuda como parte del PBI se encuentre en un camino sostenible. La política monetaria continuará apoyando la actividad económica y asegurará la estabilidad de precios, de conformidad con los mandatos de los bancos centrales. Las decisiones del banco central deben mantenerse bien comunicadas. La implementación continua de reformas estructurales mejorará nuestro potencial de crecimiento. También reafirmamos los compromisos de tipo de cambio asumidos por nuestros Ministerios de Finanzas y Gobernadores de Banco


348 6.

7.

Central en marzo de 2018. Los desequilibrios mundiales de la cuenta corriente se han reducido después de la crisis financiera mundial, especialmente en las economías emergentes y en desarrollo, y se han concentrado cada vez más en las economías avanzadas. Sin embargo, siguen siendo grandes y persistentes, y las posiciones de stock continúan divergiendo. Al evaluar los saldos externos, observamos la importancia de monitorear todos los componentes de la cuenta corriente, incluidos el comercio de servicios y los saldos de ingresos. Con el espíritu de mejorar la cooperación, afirmamos que las políticas macroeconómicas y estructurales cuidadosamente calibradas adaptadas a las circunstancias específicas del país son necesarias para abordar los desequilibrios excesivos y mitigar los riesgos para lograr el objetivo del G20 de un crecimiento fuerte, sostenible, equilibrado e inclusivo. Los cambios demográficos, incluido el envejecimiento de la población, plantean desafíos y oportunidades para todos los miembros del G20, y estos cambios requerirán acciones políticas que abarquen políticas fiscales, monetarias, financieras, del mercado laboral y otras políticas estructurales. Para fortalecer la inclusión financiera en la sociedad que envejece, respaldamos las prioridades de política del G20 Fukuoka sobre el envejecimiento y la inclusión financiera.

Fomento de un crecimiento económico global robusto. Comercio e Inversión. 8.

Damos la bienvenida a la Declaración Ministerial del G20 sobre Comercio y Economía Digital de Tsukuba. Nos esforzamos por lograr un entorno comercial y de inversión libre, justo, no discriminatorio, transparente, predecible y estable, y por mantener abiertos nuestros mercados. El comercio internacional y la inversión son importantes motores de crecimiento, productividad, innovación, creación de empleo y desarrollo. Reafirmamos nuestro apoyo a la reforma necesaria de la Organización Mundial del Comercio (OMC) para mejorar sus funciones. Trabajaremos constructivamente con otros miembros de la OMC, incluso antes de la 12º Conferencia Ministerial de la OMC. Estamos de acuerdo en que es necesario actuar con respecto al funcionamiento del sistema de solución de diferencias de conformidad con las normas negociadas por los miembros de la OMC. Además, reconocemos las funciones complementarias de los acuerdos bilaterales y regionales de libre comercio que con compatibles con la OMC. Trabajaremos para garantizar la igualdad de condiciones para fomentar un entorno empresarial propicio.

Exceso de capacidad. 9.

Si bien tomamos nota del progreso realizado hasta el momento por el Foro Global sobre el Exceso de Capacidad del Acero (GFSEC), solicitamos a los Ministros relevantes de los miembros del GFSEC que exploren y lleguen


349

ANEXOS

a un consenso para el otoño de 2019 sobre las formas de avanzar en el trabajo del Foro.

Innovación: digitalización, flujo libre de datos con confianza. 10.

11.

12.

La innovación es un motor importante para el crecimiento económico, que también puede contribuir a avanzar hacia los ODS y mejorar la inclusión. Trabajaremos para lograr una sociedad inclusiva, sostenible, segura, confiable e innovadora a través de la digitalización y la promoción de la aplicación de tecnologías emergentes. Compartimos la noción de una sociedad futura centrada en el ser humano, que está siendo promovida por Japón como Sociedad 5.0. Como la digitalización está transformando todos los aspectos de nuestras economías y sociedades, reconocemos el papel fundamental que desempeña el uso efectivo de los datos, como un facilitador del crecimiento económico, el desarrollo y el bienestar social. Nuestro objetivo es promover debates de política internacional para aprovechar todo el potencial de los datos. El flujo transfronterizo de datos, información, ideas y conocimiento genera una mayor productividad, mayor innovación y un desarrollo sostenible mejorado, al tiempo que plantea desafíos relacionados con la privacidad, la protección de datos, los derechos de propiedad intelectual y la seguridad. Al continuar abordando estos desafíos, podemos facilitar aún más el flujo libre de datos y fortalecer la confianza de los consumidores y las empresas. A este respecto, es necesario que se respeten los marcos legales, tanto nacionales como internacionales. Tal flujo libre de datos con confianza aprovechará las oportunidades de la economía digital. Cooperaremos para fomentar la interoperabilidad de diferentes marcos, y afirmamos el papel de los datos para el desarrollo. También reafirmamos la importancia de la interfaz entre el comercio y la economía digital, y tomamos nota de la discusión en curso en la Declaración conjunta Initiative on electronic commerce, y reafirmamos la importancia del Programa de Trabajo sobre comercio electrónico de la OMC. Para promover aún más la innovación en la economía digital, apoyamos el intercambio de buenas prácticas sobre enfoques regulatorios y marcos normativos que sean innovadores, así como ágiles, flexibles y adaptados a la era digital, incluso mediante el uso de sandboxes 3. El desarrollo responsable y el uso de la Inteligencia Artificial (IA) pueden ser una fuerza impulsora para ayudar a avanzar los ODS y lograr una sociedad sostenible e inclusiva. Para fomentar la confianza pública en las tecnologías de IA y realizar plenamente su potencial, nos comprometemos con un enfoque centrado en el ser humano para la IA, y acogemos con beneplácito los Principios de AI no vinculantes del G20, extraídos de la Recomendación de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo

3  Entorno de prueba aislado que permite a los usuarios ejecutar programas o ejecutar archivos sin afectar la aplicación, el sistema o la plataforma en la que se ejecutan. Para ampliar ver “Caja de arena o sandbox”, de Margaret Rouse en https://searchdatacenter. techtarget.com/es/definicion/Caja-de-arena-o-sandbox


350 Económicos (OCDE) sobre AI. Además, reconocemos la creciente importancia de promover la seguridad en la economía digital y de abordar las brechas y vulnerabilidades de seguridad. Afirmamos la importancia de la protección de la propiedad intelectual. Junto con la rápida expansión de las tecnologías emergentes, incluido el Internet de las cosas (IoT), el valor de una discusión continua sobre seguridad en la economía digital está creciendo. Nosotros, como miembros del G20, afirmamos la necesidad de seguir trabajando en estos desafíos urgentes. Reafirmamos la importancia de reducir la brecha digital y fomentar la adopción de la digitalización entre las micro, pequeñas y medianas empresas (MIPYME) y todas las personas, especialmente los grupos vulnerables, y también alentamos la creación de redes y el intercambio de experiencias entre ciudades para el desarrollo de ciudades inteligentes.

Inversión en infraestructura de calidad. 13.

La infraestructura es un motor del crecimiento económico y la prosperidad. Respaldamos los Principios del G20 para la inversión en infraestructura de calidad como nuestra dirección estratégica común y alta aspiración. Éstos enfatizan que la infraestructura de calidad es una parte esencial de los esfuerzos continuos del G20 para cerrar la brecha de infraestructura, de acuerdo con la Hoja de Ruta hacia la infraestructura como clase de activo. Hacemos hincapié en la importancia de maximizar el impacto positivo de la infraestructura para lograr un crecimiento y un desarrollo sostenibles, al tiempo que se preserva la sostenibilidad de las finanzas públicas, se aumenta la eficiencia económica en vista del costo del ciclo de vida, se integran consideraciones ambientales y sociales, incluido el empoderamiento económico de las mujeres, y se crea resistencia contra desastres naturales y otros riesgos, y el fortalecimiento de la gobernanza de la infraestructura. Esperamos continuar avanzando en los elementos para desarrollar la infraestructura como una clase de activos, incluso mediante la exploración de posibles indicadores sobre la inversión en infraestructura de calidad.

Financiamiento Global. 14.

Reafirmamos nuestro compromiso de fortalecer aún más la red de seguridad financiera mundial con un Fondo Monetario Internacional (FMI) fuerte, basado en cuotas y con los recursos adecuados en su centro. Seguimos comprometidos a concluir la 15ª Revisión General de Cuotas a más tardar en las Reuniones Anuales de 2019, y pedimos al FMI que agilice su trabajo sobre los recursos del FMI y la reforma de la gobernanza como un asunto de máxima prioridad. Apoyamos el progreso realizado en el trabajo de seguimiento


351

ANEXOS

15.

16.

de las propuestas del Grupo de Personas Eminentes (EPG) incluidas las plataformas de los países, y los esfuerzos del Grupo del Banco Mundial (GBM) para mejorar el seguro contra riesgos en la financiación del desarrollo. Agradecemos el trabajo realizado por las organizaciones internacionales sobre los flujos de capital. La OCDE ha completado una revisión de su Código de Liberalización de los Movimientos de Capital. Continuaremos nuestro trabajo sobre las propuestas del EPG, reconociendo su naturaleza multianual. Reiteramos la importancia de los esfuerzos conjuntos realizados tanto por los prestatarios como por los acreedores, oficiales y privados, para mejorar la transparencia de la deuda y garantizar la sostenibilidad de la deuda. Hacemos un llamado al FMI y al GBM para que continúen sus esfuerzos para fortalecer la capacidad de los prestatarios en las áreas de registro, monitoreo y presentación de informes de la deuda, gestión de la deuda, gestión de las finanzas públicas y movilización de recursos internos, incluso bajo su enfoque múltiple. En el contexto de la revisión de la Política de límites de deuda y la Política de préstamos no concesionales, alentamos al FMI y al GBM a que continúen sus esfuerzos para profundizar su análisis de las prácticas de financiamiento colateralizado. Agradecemos la finalización de la autoevaluación voluntaria de la implementación de las Directrices Operativas para el Financiamiento Sostenible del G20 y la nota del FMI-GBM sobre los resultados de la encuesta y la recomendación de política. Aplaudimos a los miembros del G20 y no miembros del G20 que completaron la encuesta y solicitamos que se continúen discutiendo los temas destacados en esta nota, con el objetivo de mejorar las prácticas financieras. Apoyamos el trabajo del Instituto de Finanzas Internacionales sobre los Principios Voluntarios para la Transparencia de la Deuda y la sostenibilidad del financiamiento privado y esperamos realizar un seguimiento. Apoyamos el trabajo en curso del Club de París, como el principal foro internacional para la reestructuración de la deuda bilateral oficial, hacia el compromiso más amplio de los acreedores emergentes y damos la bienvenida a la India que se asocia voluntariamente con el Club de París para cooperar en su trabajo caso por caso. Continuaremos nuestra cooperación para un sistema fiscal internacional globalmente justo, sostenible y moderno, y daremos la bienvenida a la cooperación internacional para avanzar en políticas fiscales favorables al crecimiento. Reafirmamos la importancia de la implementación mundial del paquete G20/OCDE Base Erosion and Profit Shifting (BEPS) y una mayor seguridad fiscal. Acogemos con beneplácito el progreso reciente en abordar los desafíos fiscales derivados de la digitalización y respaldamos el ambicioso programa de trabajo que consiste en un enfoque de dos pilares, desarrollado por el Marco Inclusivo sobre BEPS. Redoblaremos nuestros esfuerzos para lograr una solución basa-


352

17.

18.

19.

da en el consenso con un informe final para 2020. Agradecemos los logros recientes en materia de transparencia fiscal, incluido el progreso del intercambio automático de información con fines fiscales. También damos la bienvenida a una lista actualizada de jurisdicciones que no han implementado satisfactoriamente los estándares de transparencia fiscal acordados internacionalmente. Esperamos una nueva actualización de la lista de la OCDE que tenga en cuenta todos los criterios fortalecidos. Se considerarán medidas defensivas contra las jurisdicciones enumeradas. El informe de la OCDE de 2015 contiene las medidas disponibles en este sentido. Hacemos un llamamiento a todas las jurisdicciones para que firmen y ratifiquen el Convenio multilateral sobre asistencia administrativa mutua en materia fiscal. Reiteramos nuestro apoyo a la creación de capacidad fiscal en los países en desarrollo. Las innovaciones tecnológicas pueden ofrecer beneficios significativos para el sistema financiero y la economía en general. Si bien los activos criptográficos no representan una amenaza para la estabilidad financiera mundial en este momento, estamos monitoreando de cerca los desarrollos y permanecemos atentos a los riesgos existentes y emergentes. Agradecemos el trabajo en curso de la Junta de Estabilidad Financiera (FSB) y otros organismos de normalización y les pedimos que asesoren sobre respuestas multilaterales adicionales según sea necesario. Reafirmamos nuestro compromiso de aplicar las Normas de GAFI recientemente enmendadas a los activos virtuales y proveedores relacionados para el lavado de dinero y la lucha contra el financiamiento del terrorismo. Damos la bienvenida a la adopción de la Nota Interpretativa y Orientación del Grupo de Acción Financiera (GAFI). También acogemos con beneplácito el trabajo del FSB sobre las posibles implicaciones de las tecnologías financieras descentralizadas y cómo los reguladores pueden involucrar a otras partes interesadas. También continuamos intensificando los esfuerzos para mejorar la resiliencia cibernética. Acogemos con beneplácito la Resolución 2462 del Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas, que destaca el papel esencial del GAFI en el establecimiento de estándares globales para prevenir y combatir el lavado de dinero, el financiamiento del terrorismo y la financiación de la proliferación. Reiteramos nuestro firme compromiso de intensificar los esfuerzos para combatir estas amenazas, incluso mediante el fortalecimiento de la red global de organismos regionales del GAFI. Hacemos un llamado para la implementación completa, efectiva y rápida de los Estándares del GAFI. Un sistema financiero abierto y resistente, basado en estándares internacionalmente acordados, es crucial para apoyar el crecimiento sostenible. Seguimos comprometidos con la implementación completa, oportuna y consistente de las reformas financieras acordadas. Pedimos al FSB que continúe evaluando sus efectos. Continuaremos monitoreando y, según


353

ANEXOS

sea necesario, abordando vulnerabilidades y riesgos emergentes para la estabilidad financiera, incluso con herramientas macro-prudenciales. Si bien el financiamiento no bancario brinda una gran diversidad al sistema financiero, continuaremos identificando, monitoreando y abordando los riesgos de estabilidad financiera relacionados, según corresponda. Agradecemos el trabajo sobre fragmentación del mercado y abordaremos sus efectos negativos no intencionados, incluso a través de la cooperación regulatoria y de supervisión. Continuamos monitoreando y abordando las causas y consecuencias del retiro de las relaciones de corresponsalía bancaria. La movilización de finanzas sostenibles y el fortalecimiento de la inclusión financiera son importantes para el crecimiento global. Damos la bienvenida a la participación del sector privado y la transparencia en estas áreas.

Anti-corrupción. 20.

Seguimos comprometidos a desempeñar un papel de liderazgo en los esfuerzos mundiales para prevenir y luchar contra la corrupción, así como para promover la integridad, mediante la implementación del Plan de Acción Anticorrupción G20 2019-2021 al tiempo que fortalecemos las sinergias entre los instrumentos y mecanismos internacionales relacionados. Reconociendo que contrarrestar la corrupción es un requisito importante para garantizar la calidad y la confiabilidad de la infraestructura, damos la bienvenida al Compendio de buenas prácticas para promover la integridad y la transparencia en el desarrollo de la infraestructura como parte de nuestro trabajo posterior. Respaldamos los Principios de alto nivel para la protección efectiva de los denunciantes. Renovamos nuestro compromiso de buscar la cooperación internacional de alto nivel entre los miembros del G20 en la lucha contra la corrupción y liderar con el ejemplo a través de la implementación efectiva de la Convención de las Naciones Unidas contra la Corrupción, incluido su proceso de revisión. Intensificaremos nuestros esfuerzos para combatir el soborno extranjero y garantizar que cada país del G20 tenga una ley nacional vigente para penalizar el soborno extranjero lo antes posible. Tomamos nota de los esfuerzos encaminados a la adhesión a la Convención de la OCDE sobre la lucha contra el soborno de funcionarios públicos extranjeros en transacciones comerciales internacionales. Continuaremos la cooperación práctica para luchar contra la corrupción y reafirmaremos nuestro compromiso de negar refugio a las personas buscadas por corrupción y sus ganancias de corrupción consistentes con nuestro G20 y los compromisos internacionales y nuestros sistemas legales nacionales y trabajaremos más estrechamente en la cooperación para la recuperación de activos. Esperamos con interés el documento de alcance sobre la cooperación internacional que se ocupa de los delincuentes económicos graves y la recuperación de los activos robados en relación con la corrupción que


354 prepararán las organizaciones internacionales pertinentes. Además, también acogemos con beneplácito el trabajo sobre los vínculos entre corrupción y género que realizan organizaciones internacionales.

Creando un círculo virtuoso de crecimiento al abordar las desigualdades. Trabajo y empleo. 21.

22.

El envejecimiento de la población progresa en los miembros del G20 a ritmos diferentes. Teniendo en cuenta los puntos en común y las diferencias entre los grupos demográficos del G20, reconocemos la importancia de promover una sociedad sana y activa que permita a los trabajadores participar en el mercado laboral a edades más avanzadas, mientras continuamos aumentando la participación de jóvenes, mujeres y personas con discapacidad en actividades económicas. Fomentaremos la creación de empleo y los acuerdos de trabajo flexibles, buscaremos aumentar la calidad del empleo y mejorar la empleabilidad de los trabajadores a través del aprendizaje permanente, ya que se espera que la vida laboral sea más larga, y nos esforzaremos por mejorar las condiciones de trabajo para todos, incluidos los trabajadores de cuidados a largo plazo de acuerdo con las circunstancias nacionales. También seguiremos promoviendo las oportunidades de empleo y la empleabilidad de la población joven. Pedimos a los Ministros de Trabajo y Empleo que identifiquen posibles prioridades políticas para adaptarse a las tendencias demográficas cuando se reúnan en Matsuyama en septiembre. Reconocemos que las nuevas formas de trabajo emergentes, particularmente aquellas impulsadas por la innovación tecnológica, pueden ser una fuente de oportunidades de trabajo, pero también pueden plantear desafíos para el trabajo decente y los sistemas de protección social. Alentamos a los Ministros de Trabajo y Empleo a seguir intercambiando experiencias y buenas prácticas a medida que nos esforzamos por desarrollar respuestas políticas adecuadas a estas nuevas formas de trabajo, teniendo en cuenta la opinión del sector privado. Seguimos comprometidos con la promoción del trabajo decente y reafirmamos nuestro compromiso de tomar medidas para erradicar el trabajo infantil, el trabajo forzoso, la trata de personas y la esclavitud moderna en el mundo del trabajo, incluso mediante el fomento de cadenas de suministros mundiales sostenibles. Empoderamiento de las mujeres. La igualdad de género y el empoderamiento de la mujer son esenciales para lograr un crecimiento económico sostenible e integrador. Reconfirmamos su importancia en todos los aspectos de nuestras políticas y como un tema transversal en las próximas Cumbres. Observamos que se han realizado nuevos progresos hacia el Objetivo de Brisbane, para reducir la brecha en la participación de la fuerza


355

ANEXOS

23.

laboral entre hombres y mujeres en un 25 por ciento para 2025. Tomamos nota del informe de progreso Mujeres en el trabajo en los países del G20 preparado por la Organización Internacional del Trabajo (OIT) y OCDE, y reconocemos la necesidad de acelerar nuestros esfuerzos. Sobre la base de los continuos esfuerzos de los Ministros de Trabajo y Empleo, intercambiaremos nuestros respectivos avances y acciones tomadas en el G20 hacia el Objetivo de Brisbane, incluida la calidad del empleo de las mujeres, sobre la base del informe anual. También abordaremos la brecha de género en el trabajo de cuidado no remunerado, que sigue siendo un obstáculo importante para la participación de las mujeres en el mercado laboral. Nos comprometemos a tomar más medidas para mejorar la calidad del empleo de las mujeres, reducir las brechas salariales de género y poner fin a todas las formas de discriminación contra las mujeres y combatir los estereotipos y reconocer a las mujeres como agentes de paz y en la prevención y resolución de conflictos. Nos comprometemos a continuar apoyando la educación y la capacitación de niñas y mujeres, incluida la educación primaria y secundaria de calidad, un mejor acceso a la educación STEM (Ciencia, Tecnología, Ingeniería y Matemáticas) y la sensibilización para eliminar los estereotipos de género. Para cerrar la brecha digital de género, continuaremos mejorando el acceso de las niñas y las mujeres a la tecnología digital con un enfoque sobre las necesidades de quienes viven en la pobreza y en las zonas rurales. Reafirmamos la importancia de tomar medidas para erradicar toda violencia de género, abuso y acoso, incluso en el contexto digital. Damos la bienvenida a los esfuerzos, particularmente del sector privado, para promover el acceso de las mujeres a puestos gerenciales y de toma de decisiones y fomentar el liderazgo empresarial y emprendedor de las mujeres. Reafirmamos la importancia de tomar medidas para apoyar el desarrollo de habilidades y proporcionar acceso a fondos para promover el emprendimiento de las mujeres y acogemos con beneplácito la implementación continua de la Iniciativa Financiera para Mujeres Emprendedoras (We-FI) en apoyo del emprendimiento de las mujeres en países en desarrollo, incluido África. Reconocemos la importancia de alentar los esfuerzos del sector privado, incluso reconociendo a las empresas que están tomando medidas para aumentar el número de mujeres en puestos gerenciales y de toma de decisiones y haciendo inversiones sensibles al género. Damos la bienvenida al lanzamiento de la alianza del sector privado para el Empoderamiento y Progresión de la Representación Económica de las Mujeres (EMPOWER) y llamamos a la alianza para abogar por el avance de las mujeres en el sector privado, y haremos un balance de su progreso y compartiremos sus esfuerzos concretos en nuestras próximas cumbres.


356 Turismo. 24.

El turismo representa una parte importante del PBI mundial y se espera que siga siendo un importante motor del crecimiento económico mundial. Trabajaremos para maximizar la contribución del sector a la creación de empleos de calidad y emprendimiento, especialmente para mujeres y jóvenes y en la industria creativa; resiliencia económica y recuperación; la preservación de los recursos naturales a través de la planificación y gestión del turismo sostenible; y el logro del desarrollo inclusivo y sostenible.

Agricultura. 25.

Para lograr la seguridad alimentaria y mejorar la nutrición de la creciente población mundial, la productividad agrícola debe aumentar y la distribución debe ser más eficiente, incluso reduciendo la pérdida y el desperdicio de alimentos, de una manera más compatible con la gestión sostenible de los recursos naturales. Con este fin, destacamos la importancia del acceso y la utilización de tecnologías existentes, nuevas y avanzadas, como las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), la Inteligencia Artificial (AI) y la robótica, entre otras, y alentamos la colaboración intersectorial entre las partes interesadas. También alentamos la innovación, la formación profesional y la educación a lo largo de toda la vida para todos, para atraer nuevos participantes y empoderar a los jóvenes y las mujeres en el sector agroalimentario. Reconocemos la importancia de desarrollar cadenas de valor agroalimentarias sostenibles, basadas en la ciencia y resilientes, de manera inclusiva y equitativa, incluida la agricultura familiar y los pequeños agricultores, que también contribuirán a revitalizar las zonas rurales. Hacemos hincapié en la necesidad de un intercambio continuo y mejorado de información y colaboración de investigación para responder a los problemas de salud animal y vegetal existentes y emergentes. Alentaremos aún más el intercambio voluntario de buenas prácticas y conocimientos hacia un sector agroalimentario más sostenible.

Realizando un mundo inclusivo y sostenible. Desarrollo. 26.

Con vistas al Foro Político de Alto Nivel de las Naciones Unidas y al Diálogo de Alto Nivel sobre la Financiación para el Desarrollo en septiembre, seguimos decididos a desempeñar un papel de liderazgo para contribuir a la oportuna implementación de la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible y la Agenda de Acción de Addis Abeba. Reconocemos que la financiación pública y privada internacional para el desarrollo, así como otros mecanismos financieros innovadores,


357

ANEXOS

27.

28.

29.

incluida la financiación combinada, pueden desempeñar un papel importante en la ampliación de nuestros esfuerzos colectivos. Basándose en el Plan de Acción del G20 sobre la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible, la Actualización de Osaka subraya las acciones colectivas y concretas del G20 que contribuyen a la implementación de la Agenda 2030 y ayudan a garantizar que “nadie se quede atrás”. Damos la bienvenida al Informe de Responsabilidad Integral de Osaka. Apoyamos a los países en desarrollo en sus esfuerzos por avanzar en la implementación oportuna de los ODS en áreas como erradicación de la pobreza, inversión en infraestructura de calidad, igualdad de género, salud, educación, agricultura, medio ambiente, energía e industrialización, utilizando todos los medios de implementación, como la movilización de recursos del sector privado y la asistencia para el desarrollo de capacidades. Reiteramos nuestro continuo apoyo a la asociación del G20 en África, incluido el Pacto con África (CwA), con un mayor compromiso bilateral por parte de los miembros del G20 y funciones mejoradas par el GBM, el Banco Africano de Desarrollo y el FMI en la implementación de la iniciativa CwA y del G20 para apoyar la industrialización de África y otras iniciativas relevantes que contribuyen a la realización de la visión africana establecida en la Agenda 2063 de la Unión Africana. Seguimos comprometidos a abordar los flujos financieros ilícitos y haremos balances en futuras Cumbres. Reafirmamos nuestro compromiso de invertir en capital humano y promover una educación de calidad inclusiva y equitativa para todos, como se destaca en la Iniciativa del G20 sobre Inversión en Capital Humano para el Desarrollo Sostenible. Reconociendo la importancia de la ciencia, la tecnología y la innovación (ITS) para los ODS, respaldamos los Principios Rectores para el Desarrollo de ITS para las Hojas de Ruta de los ODS. Reconocemos la importancia de realizar más esfuerzos en la cooperación triangular Norte-Sur, Sur-Sur y triangular, así como la reducción del riesgo de desastres, incluida la financiación del riesgo de desastres y los esquemas de seguros como un medio para promover la capacidad de recuperación financiera contra los desastres naturales. Continuaremos nuestro trabajo para lograr una exitosa reposición número 19 de la Asociación Internacional de Fomento, así como una reposición número 15 del Fondo Africano de Desarrollo. Hacemos un llamado para la implementación completa y oportuna del paquete de aumento de capital del Banco Internacional de Reconstrucción y Desarrollo y la Corporación Financiera Internacional en vista de sus funciones ampliadas.

Salud global. 30.

La salud es un requisito previo para un crecimiento económico sostenible e integrador. Recordamos nuestro compromiso de avanzar hacia el logro de la cobertura sanitaria universal de acuerdo con los contextos y prioridades


358

31.

32.

33.

nacionales. Esperamos con interés la reunión de alto nivel de la Asamblea General de las Naciones Unidas sobre la cobertura universal de salud (UHC). La atención primaria de la salud, incluido el acceso a medicamentos, la vacunación, la nutrición, el agua y el saneamiento, la promoción de la salud y la prevención de enfermedades es una piedra angular para avanzar en la salud y la inclusión. Fortaleceremos los sistemas de salud con un enfoque en la calidad, incluso mediante la mejora de la fuerza laboral de salud y los recursos humanos para el desarrollo de políticas y la promoción de la innovación en los sectores público y privado, como tecnologías digitales y otras tecnologías innovadoras apropiadas y rentables. Reconociendo la importancia del financiamiento sostenible para la salud, pediremos una mayor colaboración entre las autoridades sanitarias y financieras de acuerdo con el Entendimiento compartido del G20 sobre la importancia de la financiación de la cobertura universal de salud en los países en desarrollo, respecto del cual nuestros Ministros de Finanzas y Salud afirmaron nuestro compromiso en su sesión conjunta. Alentamos a las organizaciones internacionales y a todas las partes interesadas a colaborar de manera efectiva y esperamos la próxima presentación del plan de acción global para una vida saludable y un bienestar para todos. Promoveremos el envejecimiento saludable y activo a través de medidas políticas para abordar la promoción de la salud, la prevención y el control de enfermedades transmisibles y no transmisibles, y a través de la salud integrada y centrada en las personas, multisectorial, basada en la comunidad y la atención de largo plazo curso de vida de acuerdo con el contexto nacional, incluidas las tendencias demográficas. Implementaremos un conjunto integral de políticas para abordar la demencia, incluida la promoción de la reducción del riesgo y la provisión sostenible de atención a largo plazo, así como sociedades inclusivas con el objetivo de mejorar la calidad de vida de las personas con demencia y cuidadores. Estamos comprometidos a mejorar la preparación y la respuesta de salud pública, incluido el fortalecimiento de nuestras propias capacidades básicas y las capacidades de apoyo de otros países de conformidad con el Reglamento Sanitario Internacional (2005) de la Organización Mundial de la Salud (OMS). Apoyaremos a los países que sufren el brote actual de ébola en África, a través de asistencia financiera y técnica oportuna y en línea con la responsabilidad de coordinación central que la OMS tiene para las respuestas internacionales a emergencias de salud. Trabajaremos por la sostenibilidad y la eficiencia de los mecanismos globales de financiación de emergencias sanitarias. Reafirmamos nuestro compromiso de erradicar la poliomielitis y de poner fin a las epidemias de SIDA, tuberculosis y malaria y esperamos con mucho éxito el sexo reabastecimiento del Fondo Mundial de lucha contra el SIDA, la tuberculosis y la malaria. Aceleraremos los esfuerzos basados en el enfoque One-Health para abordar la


359

ANEXOS

resistencia a los antimicrobianos (RAM). Reconociendo el informe del Secretario General de la ONU sobre RAM, que fue informado por las recomendaciones del Grupo de Coordinación Inter-agencia de la ONU sobre RAM y otras iniciativas relevantes, alentamos a todas las partes interesadas, incluidas las organizaciones internacionales, a que actúen y coordinen sobre aquellos temas relevantes para sus misiones que contribuyen esfuerzos globales para combatir la RAM. Reconocemos la necesidad de medidas políticas para la prevención de infecciones y la reducción del uso excesivo de antimicrobianos. Se deben tomar medidas adicionales para promover la administración y el acceso a los antimicrobianos. Tomando nota del trabajo en curso realizado por Global AMR R&D Hub, promoveremos I + D para abordar el AMR. Hacemos un llamado a los miembros interesados del G20 y al Global AMR R&D Hub para analizar los mecanismos de empuje y atracción para identificar los mejores modelos para AMR R & D e informar a los ministros relevantes del G20.

Problemas y desafíos ambientales mundiales. 34.

Observando la importante labor del Panel Internacional sobre Cambio Climático (IPCC) y la Plataforma Inter-gubernamental de Ciencia y Política sobre Biodiversidad y Fuentes de Ecosistemas (IPBES), y a la luz de los recientes fenómenos meteorológicos extremos y desastres, reconocemos la urgente necesidad de abordar problemas y desafíos globales complejos y apremiantes, incluidos el cambio climático, la eficiencia de los recursos, la contaminación del aire, la tierra, el agua dulce y el mar, incluida la basura plástica marina, la pérdida de biodiversidad, el consumo y la producción sostenibles, la calidad ambiental urbana y otros problemas ambientales, y para promover y liderando las transiciones energéticas, con la mejor ciencia disponible, al tiempo que promueve el crecimiento sostenible. Se necesita un cambio de paradigma en el que el ciclo virtuoso del medio ambiente y el crecimiento se acelere a través de innovaciones, y con las comunidades empresariales desempeñando un papel importante, en sinergia con el sector público. Con este fin destacamos la importancia de acelerar el ciclo virtuoso y liderar transformaciones hacia un futuro resiliente, inclusivo y sostenible. Hacemos hincapié en la importancia de tomar acciones concretas y prácticas y recopilar las mejores prácticas internacionales y la sabiduría de todo el mundo, movilizar las finanzas públicas y privadas, la tecnología y la inversión y mejorar los entornos empresariales.

Cambio climático. 35.

Con este fin, nos esforzamos por fomentar la financiación inclusiva para el desarrollo sostenible, incluida la movilización de financiamiento público y privado y la alineación entre ellos, así como la innovación en una amplia gama de áreas para bajas emisiones y desarrollo resiliente. Las acciones climáticas en todos los niveles con amplia partici-


360

36.

pación, incluso por parte de actores no estatales, serán la clave para lograr un cambio de paradigma. Para mejorar aún más este esfuerzo, según corresponda a las circunstancias de cada país, analizaremos una amplia gama de tecnologías y enfoques limpios, incluyendo ciudades inteligentes, enfoques basados en eco-sistemas y comunidades, soluciones basadas en la naturaleza y conocimiento tradicional e indígena. Necesitamos mejorar los esfuerzos para apoyar las acciones y la cooperación en la adaptación y la reducción del riesgo de desastres, en particular, para las comunidades más vulnerables, y elaborar más y fomentar la coherencia entre la acción de mitigación, las medidas de adaptación, la protección ambiental y la infraestructura resiliente. Observamos la adopción exitosa de las pautas de implementación del Acuerdo de París y la finalización del Inventario del Diálogo de Talanoa en la Conferencia de las Partes de la Convención Marco de las Naciones Unidas sobre Cambio Climático (COP de la CMNUCC) 24 y los resultados de la reunión de energía del G20 y ministros de medio ambiente en Karuizawa, luego de la exitosa Cumbre del G20 en Buenos Aires. Estamos decididos a aprovechar al máximo este impulso y, por lo tanto, esperamos una exitosa Cumbre de Acción Climática del Secretario General de la ONU y resultados concretos en la COP 25 de la CMNUCC en Santiago, Chile. Los signatarios del Acuerdo de París que confirmaron en Buenos Aires su irreversibilidad y están decididos a implementarlo, reafirman su compromiso con su plena implementación, reflejando responsabilidades comunes pero diferenciadas y capacidades respectivas, a la luz de las diferentes circunstancias nacionales. Para 2020, nuestro objetivo es comunicar, actualizar o mantener nuestros NDC, teniendo en cuenta que se necesitan más esfuerzos globales. Hacemos hincapié en la importancia de proporcionar recursos financieros para ayudar a los países en desarrollo con respecto a la mitigación y a la adaptación de conformidad con el Acuerdo de París. Estados Unidos reitera su decisión de retirarse del Acuerdo de París porque perjudica a los trabajadores y contribuyentes estadounidenses. Estados Unidos reafirma su fuerte compromiso de promover el crecimiento económico, la seguridad y el acceso a la energía y la protección del medio ambiente. El enfoque equilibrado de los EE.UU. Con respecto a la energía y el medio ambiente permite la entrega de energía asequible, confiable y segura a todos sus ciudadanos, a la vez que utiliza todas las fuentes y tecnologías de energía, incluidas las energías y tecnologías fósiles limpias y avanzadas, las energías renovables y la energía nuclear civil, mientras que también reduce las emisiones y promueve el crecimiento económico. Estados Unidos es un líder mundial en la reducción de emisiones. Las emisiones de CO2 relacionadas con la energía de EE.UU. cayeron un 14% entre 2005 y 2017, a pesar de que su economía creció un 19,4% en gran parte debido al desarrollo y despliegue de tecnologías energéticas innovadoras. Estados Unidos sigue comprometido con el desarrollo y la implementación de tecnologías avanzadas para continuar reduciendo las emisiones y proporcionar un medio ambiente más limpio.


361

ANEXOS

Energía. 37.

Reconocemos la importancia de las transiciones energéticas que dan cuenta del “3E + S” (Seguridad Energética, Economía, Eficiencia y Medio Ambiente + Seguridad) para transformar a nuestros sistemas de energía en sistemas asequibles, confiables, sostenibles y con bajas emisiones de GEI lo antes posible, reconociendo que existen diferentes caminos nacionales posibles para lograr este objetivo. Recordando la Reunión Ministerial del G20 sobre Transiciones Energéticas y Medio Ambiente Mundial para un Comunicado de Crecimiento Sostenible, reconocemos el papel de todas las fuentes y tecnologías de energía en la combinación energética y las diferentes rutas nacionales posibles para lograr sistemas de energía más limpios. También reconocemos las oportunidades ofrecidas por un mayor desarrollo de tecnologías innovadoras, limpias y eficientes para las transiciones de energía, incluido el hidrógeno, así como, dependiendo de las circunstancias nacionales, la captura, utilización y almacenamiento de carbono (CCUS) tomando nota del trabajo sobre “reciclaje de carbono” y “Emisiones al valor”. Reconocemos la iniciativa de la Presidencia japonesa del G20 llamada Investigación y Desarrollo 20 para Tecnologías de Energía Limpia (“RD20”). A la luz de los eventos recientes que destacan la preocupación por el flujo seguro de energía, reconocemos la importancia de la seguridad energética global como uno de los principios rectores para la transformación de los sistemas energéticos, incluida la capacidad de recuperación, la seguridad y el desarrollo de infraestructura y el flujo ininterrumpido de energía de diversas fuentes, proveedores y rutas. Reconocemos el valor de la cooperación internacional en una amplia gama de temas relacionados con la energía, incluido el acceso a la energía, la asequibilidad y la eficiencia energética, y el almacenamiento de energía. Reafirmamos nuestro compromiso conjunto sobre la racionalización a medio plazo y la eliminación gradual de los subsidios a los combustibles fósiles ineficientes que fomentan el consumo derrochador, al tiempo que brindan apoyo específico para los más pobres.

Ambiente. 38.

Reconocemos que mejorar la eficiencia de los recursos a través de políticas y enfoques, como la economía circular, la gestión sostenible de los materiales, las 3R (reducir, reutilizar, reciclar) y los residuos a valor, contribuye a los ODS, así como a abordar una amplia gama de desafíos medioambientales, mejorar la competitividad y el crecimiento económico, gestionar los recursos de forma sostenible y crear empleos.


362

39.

40.

Alentamos el trabajo con el sector privado hacia la innovación en el sector de refrigeración. También trabajaremos con las partes interesadas para aumentar la demanda de productos reciclados. Esperamos con interés el desarrollo de una Hoja de Ruta del Diálogo de eficiencia de recursos del G20 bajo la presidencia japonesa. Reiteramos que todas las medidas para abordar la basura marina, especialmente la basura plástica marina y los micro-plásticos, deben ser tomadas a nivel nacional e internacional por todos los países en asociación con las partes interesadas relevantes. En este sentido, estamos decididos a tomar rápidamente medidas nacionales apropiadas para la prevención y reducción significativa de las descargas de basura plástica y micro-plásticos a los océanos. Además, mirando más allá de esas iniciativas y acciones existentes de cada miembro, compartimos y hacemos un llamado a otros miembros de la comunidad internacional para que también compartan, como una visión global común, la “Visión del Océano Azul de Osaka” que apuntamos a reducir la contaminación adicional por la basura plástica marina a cero para 2050 a través de un enfoque integral del ciclo de vida que incluye reducir la descarga de basura plástica mal administrada mediante una mejor gestión de residuos y soluciones innovadoras, al tiempo que reconoce el importante papel de los plásticos para la sociedad. También respaldamos el Marco de Implementación del G20 para acciones sobre basura plástica marina. Como la pesca ilegal, no declarada y no reglamentada (INDNR) sigue siendo en muchas partes del mundo una grave amenaza para la sostenibilidad del océano, reconocemos la importancia de abordar la pesca INDNR para garantizar el uso sostenible de los recursos marinos y conservar el medio marino, medio ambiente, incluida la biodiversidad, y reafirmamos nuestro compromiso de poner fin a la pesca INDNR.

Desplazamiento y Migración. 41.

42.

43.

Tomamos nota del Informe Anual de Tendencias y Políticas de Migración Internacional y Desplazamiento 2019 al G20 preparado por la OCDE en cooperación con la OIT, la Organización Internacional para las Migraciones (OIM) y el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR). Continuaremos el diálogo sobre las diversas dimensiones de estos temas en el G20. Los grandes movimientos de refugiados son una preocupación mundial con consecuencias humanitarias, políticas, sociales y económicas. Hacemos hincapié en la importancia de acciones compartidas para abordar las causas profundas del desplazamiento y responder a las crecientes necesidades humanitarias. Agradecemos a Japón por su Presidencia y por ser el anfitrión de una exitosa Cumbre de Osaka y su contribución al proceso del G20, y esperamos reunirnos nuevamente en Arabia Saudita en 2020, en Italia en 2021 y en India en 2022.


363

ANEXOS

Anexo. Declaraciones Ministeriales y Comunicados. 1. 2. 3. 4.

Declaración de los Ministros de Agricultura del G20 2019 (11-12 de mayo). Declaración Ministerial del G20 sobre Comercio y Economía Digital (8-9 de junio). Comunicado Reunión de Ministros de Finanzas y Gobernadores de Bancos Centrales del G20 (8-9 de junio). Comunicado Reunión Ministerial del G20 sobre Transiciones Energéticas y Medio Ambiente Mundial para el Crecimiento Sostenible (15-16 de junio).

Grupos de trabajo del G20 y otros documentos. 1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. 8. 9. 10. 11. 12. 13. 14. 15. 16.

Principios del G20 para la inversión en infraestructura de calidad. Programa de trabajo para desarrollar una solución consensuada a los desafíos fiscales derivados de la digitalización de la economía. Prioridades de política del G20 Fukuoka sobre el envejecimiento y la inclusión financiera. Propuesta de programa de trabajo de la Alianza Mundial para la Inclusión Financiera (GPFI). Entendimiento compartido del G20 sobre la importancia de la financiación de la cobertura universal de salud en los países en desarrollo. Compendio de buenas prácticas del G20 para promover la integridad y la transparencia en el desarrollo de la infraestructura. Principios de alto nivel del G20 para la protección efectiva de los denunciantes. Principios de IA del G20. Mujeres en el trabajo en países del G20: progreso y acción política. Iniciativa del G20 sobre inversión de capital humano para el desarrollo sostenible. Actualización de Osaka sobre el Plan de Acción del G20 sobre la Agenda 2030 para el Desarrollo Sostenible. Principios rectores para el desarrollo de la ciencia, la tecnología y la innovación para las Hojas de Ruta de los ODS. Informe integral de rendición de cuentas de Osaka sobre los compromisos de desarrollo del G20. Marco de implementación del G20 para acciones sobre basura plástica marina. Agenda de Acción del G20 sobre Adaptación e Infraestructura Resiliente. Plan de Acción de Innovación G20 Karuizawa sobre Transiciones Energéticas y Medio Ambiente Global para el Crecimiento Sostenible.


364


365

Bibliografía

Andrea Cofelice

International Parliamentary Institutions: Some Preliminary Findings and Setting a Research Agenda UNU-CRIS Working Papers W-2012/3 United Nations University UNU –CRIS Anders Åslund

The Group of 20 must be stopped Financial Times. Opinion. Global Economy. November 26, 2009 Anders Johnsson – Christer Jönsson

Completing the Architecture: Parliaments in Global Governance 16th Annual Meeting of the Academic Council on the United Nations Systems (ACUNS) June 16-18, 2016, at Fordham University, New York City Andreas Bummel

The democratic deficit of the G20, the G20 Speakers Forum, and a global parliamentary assembly Campaña por una Asamblea Parlamentaria de las Naciones Unidas (UNPA). Abril de 2013. Andrés Malamud and Stelios Stavridis

Parliaments and Parliamentarians as International Actors Ashgate Research Companion


366 Andrew F. Cooper – Jorge Heine – Ramesh Thakur

The Oxford Handbook of Modern Diplomacy First published in paperback 2015 - Oxford University Press. Blumenschein, F. – Navarro, D.

Macroeconomics of Populism in Latin America and Regional Governance Dynamics The Future World Foundation, 2016 British Parliament

G20 rises, G7 & G8 fall?: key issues for the 2010 Parliament www.parliament.uk David Beetham

Parlamento y Democracia en el Siglo Veintiuno. Una Guía de Buenas Prácticas Unión Interparlamentaria, 2006 G. R. Berridge – Alan James

A Dictionary of Diplomacy Palbrave Mcmillan, New York, 2003 Daniel Fiott

“On the Value of Parliamentary Diplomacy”, Madariaga Paper 4 (7): 1-6, 2011. Dirección General de Relaciones Internacionales del HSN

El G20: la participación argentina y sus implicancias parlamentarias. 1ª edición. Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 2014. Emily T. Metzgar

“Seventy Years of the Smith-Mundt Act and U.S. International Broadcasting: Back to the Future?” Emily T. Metzgar. Figueroa Press.Los Ángeles, abril de 2018. Gilberto Bosques, Centro de Estudios Internacionales

México y la Diplomacia Parlamentaria: ámbitos de acción, relevancia actual y tendencias globales Marzo de 2015 Global Challenges Foundation

La historia de los modelos de gestión mundial, 2017. Headly Bull

The Anarchical Society: A Study of Order in World Policits. Columbia University Press, 1977.


367

BIBLIOGRAFÍA

Henry Farrell – Abraham Newman

Will the Coronavirus End Globalization as We Know It? Foreign Affairs, March 16, 2020 Henry Kissinger

Diplomacy Simon & Schuster Paperbacks New York, 1994 Henry Kissinger

World Order Penguin Books, New York, 2015 House of Commons, Canada

G20 Speakers’ Consultation. Presiding Officers Upper and Unicameral Houses of the G20. Transcript of Deliberations. Saturday, September 4, 2010. Inter-Parliamentary Union (IPU)

Parliamentary Involvement in International Affairs Second World Conference of Speakers of Parliaments New York, 7-9 September, 2005 Jorge Argüello

¿Quién gobierna el mundo? El rol del G20 en el nuevo orden mundial. 1ª edición – Ciudad Autónoma de Buenos Aires, 2018. Capital Intelectual S.A. José Guillermo García Chourio

“La cooperación parlamentaria internacional en la era de la gobernanza global”. Revista de Relaciones Internacionales de la UNAM Número 130, enero-abril de 2018, pp. 11-51. José Luis Patiño

Hacia leyes basadas en evidencia científica Opinión. Telam. 23 de noviembre de 2018 Juan Bautista Cincunegui – Juan de Dios Cincunegui

La Corrupción y los Factores de Poder Instituto de Estudios sobre el Rol del Estado en la Sociedad Fundación Argentina de Planeamiento Buenos Aires, octubre de 1996


368 Kathryn Hochstetler - Elisabeth Jay Friedman

Can Civil Society Organizations Solve the Crisis of Partisan Representation in Latin America? Latin American Politics and Society University of Miami, 2008 Kulik S. – Yurgens, I.

Global Governance in Russia: Coming in from the Cold. The Future Foundation, 2016. Luis Cabrera

Strengthening Security, Justice and Democracy Globally: The Case for a United Nations Parliamentary Assembly Background Paper Commission on Global Security, Justice & Governance The Hague Institute for Global Justice, 2015 Masahiro Kawai

Japan´s G20 Presidency for 2019: Potential Agendas and Issues Research & Analysis Marcelo Duclos

In 1895 Argentina Had the World’s Highest GDP Per Capita: What Went Wrong? PANAM POST, 14 de abril de 2018 Mariano Ferrero

“Representación popular y acción exterior: desarrollo y alcances de la Diplomacia Parlamentaria en el mundo contemporáneo”. Colombia internacional (98): 139-167, 2019 Mehta, P.B. – Raghan, S.

India and the Evolving Global Architecture. The Future World Foundation, 2016. Nancy Alexander – Heike Löschmann – Waleria Schuele

The G7 and G20 in global governance landscape Heinrich Böll Stiftung. The Green Political Foundation 30 de noviembre de 2016. Organización Mundial del Comercio (OMC)

Examen Estadístico del Comercio Mundial 2018 Pauline Kerr – Geoffrey Wiseman

Diplomacy in a Globilizing World Theories and Practices New York, 2013. Oxford University Press.


369

BIBLIOGRAFÍA

Rafael Rubio – Ricardo Vela

Open Parliaments around the World. Open Parliaments´ Tools in Comparative Perspective Working Paper Series, LUISS School of Government Italy, June 2019 Raffaele Marchetti

LUISS University, Rome The Role of Civil Society in Global Governance Seán Cleary (2017).

Re-conceptualising transnational governance: making global institutions fit for purpose. Economics: The Open-Access, Open-Assessment E-Journal, 11 (2017-21): 1-13 Seppe Tiitinen

Role of Parliament in the conduct of foreign relations Adopted at the Beijing Session (September, 1996) Association of Secretaries General of Parliaments (ASGP) Sofía del Carril – Ángeles Figueroa Alcorta (Compiladoras)

Diplomacia Parlamentaria en América Latina Apuntes sobre el II foro Relaciones Internacionales y diplomacia parlamentaria Fundación Hanns Seidel, Argentina, 2019. Stelios Stavridis

La Diplomacia Parlamentaria: el Papel de los Parlamentos en el Mundo Revista Española de Derecho Internacional Volumen 71 Nº 1, enero – junio, 2019 Steven Slaughter

“The G20 and international relations theory – Perspectives on Global Summitry” Publicado por Edward Elgar (EE) Cheltenham, UK – Northampton, MA, USA, 2019. Susan B. Epstein – Nina M. Serafino – Francis T. Miko

Democracy Promotion: Cornerstone of U.S. Foreign Policy? CRS, Congressional Research Service December, 2007 Theodore Bromund

Why the United States should not joint the Inter-Parliamentary Union The Heritage Foundation March 18th, 2009


370 Unión Inter-Parlamentaria

Informe mundial de 2018 sobre el parlamento electrónico Impreso en Francia, 2018 Vivek Kumar Mishra

The Role of Global Civil Society in Global Governance Beijing Law Review, 2012, 3, 206-212 Voeten, E. – Krogh, P.F.

Reconceptualising Transnational Governance: The US Perspective. The Future World Foundation, 2016. Wen, W.

China’s Evolving Global Economic Governance Role The Future World Foundation, 2015. Yagoub Elryah

Arising of Trade Disputes among the G20: Evaluation of US-China Trade Relations in the Context of World Trading System Management and Economics Research Journal January, 2019 Yaroslav Lissovolik – Anton Bespalov – Andrei Bystritskiy

Social Cohesion, Global Governance and the Future of Politics Regional Trade Blocks as Supporting Structures in Global Governance T20, Japan – March 31, 2019 Zlatko Šabič

Parliamentary Diplomacy and the US Congress The Case of the NATO Parliamentary Assembly En Parliamentary Diplomacy in European and Global Governance Serie: Diplomatic Studies, Volumen 13 Editor: Stelio Stavridis y Davor Jancic E-Book, Harback February, 2017 Abe, Shinzo


371

Personas mencionadas en esta publicación

Abe Shinzo Afouda, Akiyo Aicega, Juan Akihito Al Sheikh, Adbullah Mohammed Amadeo, Eduardo Arroyo Vieyra, Francisco Assegaf, Nurhayat Ali Ávila, Beatriz Azevedo, Roberto Ba, Amadou Balbo, Susana Banfi, Karina Baras, Meral Bassot, Etienne Berazategui, María Emilia Bercow, John Bestani, Simón Bovey, Patricia Bonetto, Juliana Bothamley, Arturo Guillermo Braillard Poccard, Néstor Pedro

Primer Ministro de Japón Asesor de la Secretaría General de la UIP Diputado Nacional, Presidente del GPA con Canadá (2018/2019) ARG Ex Emperador de Japón Delegación P20, Arabia Saudita (Presidente de la Shura) Diputado Nacional, Presidente del GPA con el Reino Unido (2018/2019) Ex VP del Senado de México Delegación P20, Indonesia Diputada Nacional, Presidente del GPA con Turquía (2018/2019) ARG Director General de la OMC Ministro de Economía de Senegal Presidente del W20 Diputada Nacional, Presidente del GPA con Corea del Sur (2016/2019) ARG Embajadora de Turquía en Argentina Investigadora del Servicio de Investigaciones del Parlamento Europeo Grupo de Trabajo Anticorrupción del C20 Presidente de la Cámara de los Comunes del Reino Unido DG de Diplomacia Parlamentaria, Senado, Argentina Delegación P20, Canadá (Senadora Nacional) W20 Argentina Ex Embajador argentino ante Canadá Senador Nacional, PRO (2015/2021) ARG


372 Broekers-Knol, Ankie Brouër, Dirk Bullrich, Esteban José Bureau-Bonnard, Carole Cajado, Claudio Camaño, Graciela Campagnoli, Marcela Campbell, Noel Carfagna, María Rosaria Carney, Mark Carranza Ugarte, Luis Carrió, Elisa Casini, Pier Ferdinando Cherniak, Carlos Chiti, Vannino Chungong, Martín Cincunegui, Juan de Dios Conte, Giuseppe Cordero Arroyo, Javier Cresto, Mayda Crexell, Lucila Cuevas Barrón, Gabriela Dallier, Philippe Desai, Meghnad Dinatale, Martín Dupont, Jean-Léonce Echegaray, Alejandro Engel, Elliot Erdogan, Recep Tayyip Evans, Nigel Faurie, Jorge Fernández Allende, Maya Fernández Langan, Ezequiel Fico, Roberto Filip, Anda

Delegación P20, Países Bajos (Presidente del Senado) Ex Secretario General del Consejo Federal de Alemania Senador Nacional, PRO (2017/2023) ARG Delegación P20, República Francesa (VP 1º Asamblea Nacional Francesa) Delegación P20, Brasil (Diputado Nacional) Diputada Nacional, ex Presidente del GPA con los EE.UU. (2016/2017) ARG Diputada Nacional, Presidente del GPA con Australia (2018/2019) ARG Embajador de Australia en Argentina Delegación P20, República Italiana (VP Cámara de Diputados) Presidente del FSB Presidente Ejecutivo de la CAF Diputada Nacional, Presidente del Bloque Coalición Cívica ARG Delegación P20, República Italiana Ministro a cargo de DIAPA, Cancillería, Argentina Ex VP del Senado (Italia) Secretario General de la UIP DG de Diplomacia Parlamentaria, Cooperación General y Culto, HCDN Primer Ministro de Italia Ex Presidente del Senado de México Diputada Nacional, Justicialista. Senadora Nacional. Miembro de la Delegación UIP del Senado, ARG Presidente de la UIP, Diputada Nacional, México Delegación P20, República Francesa (VP del Senado) Lord, miembro de la Casa de los Lores del Reino Unido Periodista, Diputados TV, ARG Ex VP del Senado de Francia Diputado Nacional, Presidente del GPA con México (2018/2019) ARG Congresista norteamericano (D-New York) Presidente de Turquía Delegación P20, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte Canciller de la República Argentina Delegación P20, Chile (Presidente de la Cámara de Diputados) Diputado Nacional, Presidente del GPA Unión Europea (2018/2019) ARG Presidente de la Cámara de Diputados de Italia Embajadora, Directora de Parlamentos Miembros y Relaciones Exteriores de UIP


373 Filmus, Daniel Foradori, Carlos Fufuca, Andrés García Escudero, Pío Garzonio, Pablo Geerts, Wilhelmus Julius Petrus Giacoppo, Silvia del Rosario Giménez, Patricia González Fernández, Teresa Gurría, José Ángel Hidehisa, Otsuji Holness, Andrew Hummel, Astrid Fraquelli, Fernando Fukushima, Noriteru Funes, Maximiliano Funes de Rioja, Daniel Furey, George Ghebreyesus, Adhanom Ginocchio, Silvana Micela Gioja, José Luis Gladson, Camelin Gooch, Anthony Googan, Michael Gold, Marc Gómez Oliver, Mabel González, Álvaro Guignard, Pierre Henri Guterres, António Gwala, Patience Phumelele Gyuback, Ahn Hooper, Baronesa Iglesias, Fernando Incicco, Lucas

Diputado Nacional, FPV-PJ. ARG Embajador, ex Vice-Canciller, ex Sherpa de Argentina del G20 Delegación P20, Brasil (2º VP de la Cámara de Diputados) Delegación P20, Reino de España (Presidente del Senado) Diplomacia Parlamentaria de la Legislatura de la CABA, Argentina Embajador de Países Bajos Senadora Nacional, UCR (2017/2023) ARG Embajadora argentina ante Costa Rica, ex VP 2º de la HCDN Parlamentaria argentina del Mercosur Secretario General de OCDE Ex VP de la Casa de Concejales de Japón Primer Ministro de Jamaica y Presidente del CARICOM Diputada Nacional, Presidente GPA con Singapur ARG Periodista, Diputados TV, ARG Embajador de Japón en Argentina Relaciones Institucionales de la Asociación Argentina de Polo Presidente del B20 Presidente del Senado de Canadá Director General de la OMS Diputada Nacional, Elijo Catamarca (2017/2021) ARG VP 1º de la HCDN, Presidente de la Bicameral con Chile, ARG Delegación P20, Brasil (Senador Nacional) Director de Relaciones Exteriores y Comunicación de OCDE Diplomático australiano Senador canadiense Embajadora de los Estados Unidos de México en Argentina Diputado Nacional, Presidente del GPA con Indonesia (2018/2019) ARG Embajador de la República Francesa en Argentina Secretario General de Naciones Unidas Embajadora de Sudáfrica en Argentina Delegación P20, Corea del Sur (Presidente Comisión de Defensa) Delegación P20, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte Diputado Nacional, Presidente del GPA con Italia (2018/2019) Diputado Nacional, Presidente del GPA con Países Bajos (2018/2019) ARG


374 Jacobson, David Cary Jaitman, Laura Jae-in, Moon Jinping, Xi Jong-il, Kim Jong-un, Kim Juncker, Jean-Claude Kagame, Paul Kalla, Jusuf Karandlaje, Shobha Kazufumi, Matsushita Kim, Jim Young Kinsella, Noël Kosiner, Pablo Kroyer, Tomás Kwan-suk, Youn Kyung-wook, Min Lagard, Christine Lambrinidis, Stavros Landim, Paes La Russa, Ignazio Laspina, Luciano Lavagna, Marco Lipovetzsky, Daniel Loong, Lee Hsien Lopardo, María Paula López, Juan Manuel Lospennato, Silvia Macri, Mauricio Macron, Emmanuel Mahajan, Sumitra Mahlangu, Mninwa Johannes Maio-Coliche, Aude Malcorra, Susana Mansmann, Till Manzo, Giuseppe Martínez, Ana Laura

Ex Embajador norteamericano ante Canadá Deputy de Finanzas del G20, Argentina Presidente de Corea del Sur Presidente de la República Popular China Líder político de Corea del Norte Líder político de Corea del Norte Presidente de la Comisión Europea Presidente de Ruanda y de la Unión Africana Vicepresidente de Indonesia Delegación P20, India Director de la División de Conferencias Internacionales, Senado de Japón Ex Presidente del Banco Mundial Ex Presidente del Senado de Canadá Diputado Nacional, Presidente del Interbloque Argentina Federal. ARG Embajador, Subsecretario de Relaciones. ARG Institucionales y Diplomacia Pública Delegación P20, Corea del Sur Delegación P20, Corea del Sur Directora Gerente del FMI Ex VP del Parlamento Europeo Delegación P20, Brasil (Diputado Nacional) Delegación P20, República Italiana (Vicepresidente Senado) Diputado Nacional, Presidente GPA OCDE y referente de la CPOMC. ARG Diputado Nacional, FUNA (2015/2019) ARG Diputado Nacional, Presidente del GPA con Brasil (2016/2019) ARG Primer Ministro de Singapur y presidente de ASEAN Ex Diputada Nacional, ex Presidente del GPA con Canadá (2016/2017) ARG Diputado Nacional, Coalición Cívica (2017/2021) ARG Diputada Nacional, Presidente del GPA con los EE.UU. (2018/2019) ARG Presidente de la Nación Argentina Presidente de Francia Delegación P20, India (Presidente de Lok Sabha) Ex Presidente del Consejo Nacional de Provincias de Sudáfrica Embajadora de la Unión Europea en Argentina Ex Canciller argentina. Delegación P20, Alemania Embajador de la República Italiana en Argentina Ex Diputada Nacional, ex Presidente del GPA con México (2016/2017) ARG


375 Martínez, Soledad Martínez, Gustavo Massetani, Vanesa Massot, Nicolás Máxima May, Theresa Melnikov, Iván Mera, Dalmacio Merkel, Ángela Merters, Jurgen Christian Mestre, Diego Michetti, Gabriela Mingjin, Hao Modi, Narendra Modise, Thandi Mphande, Juliana Monfort, Marcelo Monzo, Emilio Mooney, Alex Moreno, Luis Alberto Menvielle, Águeda Morrison, Scott Motter, Alessandro Munson, Jim Nakamae, Takahiro Novillo Astrada, Eduardo Naruhito Negri, Mario Nieuwenkamp, Roel Nogueira, Ciro Oshima, Tamadori Pastor Julián, Ana María Peña Nieto, Enrique Petri, Luis

Ex Diputada Nacional, ex Presidente del GPA con Israel (2016/2017) ARG CARI – T20 Diputada Nacional, FUNA, Argentina Diputado Nacional, Presidente del Bloque PRO, Argentina Reina de Países Bajos Primer Ministro, Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte Delegación P20, Federación Rusa (VP 1º de la Duma) Senador Nacional, Bloque Justicialista (2015/2021)ARG Canciller de Alemania. Embajador de la República Federal de Alemania en Argentina Diputado Nacional, Presidente del GPA con Arabia Saudita (2018/2019) ARG Vicepresidente de la Nación y Presidente del SNA, Argentina Delegación P20, República Popular China (VP, Comité Directivo CNP) Primer Ministro de India Delegación P20 de Sudáfrica (Presidente del Consejo Nacional de Provincias) Ex VP 2º de la Asamblea Nacional de Malawi Diputado Nacional, Presidente del GPA con Francia (2016/2019) ARG Diputado Nacional, Presidente de la HCDN, Argentina Congresista norteamericano (R-West Virginia) Presidente del BID Asesora del Sherpa Argentino ante el G20 Primer Ministro de Australia Oficina de la UIP en New York, EE.UU. Senador canadiense Embajador de Japón en Argentina Polista y Empresario, Presidente de la Asociación Argentina de Polo Emperador de Japón Diputado Nacional, Presidente del Interbloque Cambiemos. ARG Embajador de los Países Bajos en Argentina Delegación P20, Brasil (Senador Nacional) Presidente de la Cámara de Diputados de la Dieta de Japón Delegación P20, Reino de España (Presidente del Congreso de los Diputados) Ex Presidente de los Estados Unidos de México Diputado Nacional, Vicepresidente 2º de la HCDN ARG


376 Pinedo, Federico Piñera, Sebastián Pitiot, Carla Plett, Donald Polledo, Carmen Prado, Edward Putin, Vladimir Ramaphosa, Cyril Rahman Khan, K. Ramón, José Luis Ranjan, Sanjiv Regan, Geoff Reyes, Roxana Nahir Roby, Martha Rodríguez-Piñero F., Inmaculada Rojo, Javier Roma, Gastón Romero, Juan Carlos Rossi, Agustín Royce, Ed Rozas, Ángel Rutte, Mark Ryder, Guy Sahin, Mehmet Ali Salafranca Sánchez, Ignacio Salman Al Saud, Mohammad bin Sánchez, Pedro Santo, Akiko Sapag, Alma Liliana Schauble, Wolfgang Schmidt Liermann, Cornelia Siaba Serrate, José Sewell, Terri Shusheng, Jiang

Senador Nacional. Presidente Provisional del Senado, Argentina Presidente de Chile Diputada Nacional, FUNA (2015/2019) ARG Senador canadiense Diputada Nacional, Presidente del GPA con China (2018/2019) ARG Embajador de los Estados Unidos de América en Buenos Aires, Argentina Presidente de la Federación Rusa Presidente de Sudáfrica Ex VP de Rajya Sabha (India) Diputado Nacional, Protectora (2017/2021) ARG Embajador de India en Argentina Presidente de la Cámara de los Comunes de Canadá Diputada Nacional, UCR (2017/2021) ARG Congresista norteamericana (R-Alabama) Delegación P20, Unión Europea Ex Presidente del Senado de España Diputado Nacional, Presidente del GPA con Rusia (2016/2019) ARG Senador Nacional. Miembro de la Delegación UIP del Senado. ARG Diputado Nacional, Presidente del Bloque FPV-PJ, Argentina Congresista norteamericano (R-California) Senador Nacional. Miembro de la Delegación UIP del Senado. ARG Primer Ministro de Países Bajos Director General de la OIT Ex Presidente de la Gran Asamblea Nacional de Turquía Delegación P20, Unión Europea Príncipe Heredero, Arabia Saudita Presidente de España Delegación P20, Japón (enviada especial de los Presidentes del Parlamento) Diputada Nacional, Movimiento Popular Neuquino (2017/2021) ARG Presidente del Bundestang (Alemania) Diputada Nacional, Presidente de la CREyC, Argentina Co-Presidente del CARI del Grupo de Trabajo Finanzas del T20 Congresista norteamericana (D-Alabama) Ex VP del Comité Permanente del CNP de China


377 Si, Yuan Silberstein, Ezequiel Solís, Cristóbal Arias Stolbizer, Margarita Slutsky, Leonid Suárez Lastra, Facundo Suplicy, Eduardo Szczepański, Marcin Tae, Park Hee Tavares-Finson, Thomas Richard Tellegen, Ockje Telicka, Pavel Temer, Michael Terada, Alicia Terrón, Silvia Tonelli, Pablo Torello, Pablo Torres, Norma Torshin, Alexander Torsney, Patricia Ann (“Paddy”) Trong, Nguyen Phu Trudeau, Justin Trump, Donald Tusk, Donald Umakhanov, Ilias Urtubey, Rodolfo Vázquez Alatorre, Antares G. Villagra Delgado, Pedro Xianming, Xu Yaobin, Shi Yildirim, Binali Yo-jong, Kim Wahid, Muhammad Hidayat Nur Wechsler, Marcelo Zon, Fadli

Delegación P20, República Popular China Director Musical, Teatro Colón, Argentina Delegación P20, Estados Unidos de México (Senador) Ex Diputada Nacional, ex Presidente del GPA con Reino Unido. ARG Delegación P20, Federación Rusa Diputado Nacional, UCR (2017/2021) Senador, Brasil Investigador del Servicio de Investigaciones del Parlamento Europeo Ex Presidente de la Asamblea Nacional de Corea del Sur Delegación P20, Jamaica (Presidente del Senado) Delegación P20, Países Bajos (Vicepresidente de la Cámara de Representantes) Delegación P20, Unión Europea (Vicepresidente) Ex Presidente de la República Federativa de Brasil Diputada Nacional, Presidente del GPA con Japón (2016/2019) Asesora OCDE, Oficina de Relaciones Exteriores y Comunicaciones. Diputado Nacional, Presidente del GPA con España (2016/2019) Diputado Nacional, PRO (2015/2019) Congresista norteamericana (D-California) Ex VP 1º del Consejo de la Federación Rusa Oficina de la UIP en New York, EE.UU. Ex Presidente de la Asamblea Nacional de Vietnam Primer Ministro de Canadá Presidente de los Estados Unidos de América Presidente del Consejo Europeo Delegación P20, Federación Rusa (VP del Consejo de la Federación) Senador Nacional. Presidente del GRULAC, UIP. ARG Delegación P20, Estados Unidos de México (Senadora) Embajador, Sherpa Argentino ante el G20 2017-2018 Delegación P20, República Popular China Delegación P20, República Popular China Delegación P20, Turquía (Presidente de la Gran Asamblea Nacional) Hermana de Kim Jong-un, de Corea del Norte Miembro de la Cámara de Representantes de Indonesia Diputado Nacional, Presidente del GPA con India (2016/2019) ARG Delegación P20, Indonesia (Vicepresidente del Parlamento)



379

Mapas, gráficos, logos y tablas

54 54 55 56 57 57 58 59 60 60 61 61 61 62 63 65 66 71 97 112 113 119 147 169 188

G20, G8, G7. Naciones G20 en el mapa mundial. PBI de las Naciones G20. Previsiones 2019. Crecimiento Real del PBI de las Naciones G20. Previsiones 2019. PBI y PBI Per Cápita de las Naciones G20. Previsiones 2019. PBI Per Cápita de las Naciones G20. Previsiones 2019. PBI PPP (Paridad Poder Adquisitivo) de las Naciones G20. Previsiones 2019. PBI PPP y PBI PPP Per Cápita de las Naciones G20. Previsiones 2019. Participaciones en el mercado mundial de exportación e importación de bienes. Las 15 principales exportaciones. Las 15 principales importaciones. Los 15 principales exportadores. Los 15 principales importadores. Área terrestre Naciones G20. Población Naciones G20. Previsiones 2019. Naciones Unión Europea y Naciones extra Unión Europea del G20. Población por continente y cantidad de países o áreas del G7 y del G20. Miembros de las Naciones Unidas y del G20. Listado de participantes del foro y cumbre del P20 ARG 2018. Índice global diplomático del Low Institute for International Policy de Australia. Embajadas, consulados y representaciones diplomáticas de los países del G20. Parlamentarismo internacional. Grupos de compromiso del G20. Listado de participantes de la reunión parlamentaria del G20. Canadá (2010).

Listado de presidentes/delegados que participaron del P20 Japón 2019.


380 207 209 211 211 254 256 270 272 272 272 273 273 273 273 277 277 297 301 304

Participación de los parlamentos del G7 en el G20 parlamentario. Participación de los parlamentos del G7 en sus reuniones en 2018 y 2019. Participación de parlamentos del G20 en las reuniones parlamentarias del G20. Participación de la Unión Europea en las reuniones parlamentarias del G20. Oportunidad para la celebración de las reuniones parlamentarias del G20. Agenda de asuntos tratados durante las reuniones parlamentarias del G20. Bloques regionales integrados. Grupo Africano UIP. Grupo Árabe UIP. Grupo Asia – Pacífico UIP. Grupo Eurasia UIP. Grupo América Latina y el Caribe UIP. Grupo Doce Más UIP. Parlamentos no afiliados a ningún grupo UIP. Bancos de Desarrollo Regional. Acuerdos Financieros Regionales. Los países más y menos democráticos. Índice de Democracia Global 2019. ODS 1 a 16. Agenda 2030. ODS 17. Agenda 2030.


381

Fotografías

81

89 90 91 92 98 99 100 100 103 106 107 108 109 110 187 189 190 191 192 200 201 202 203

Reunión del canciller y las autoridades del Congreso de la Nación Argentina con la flamante presidenta de la UIP en diciembre de 2017 con motivo de la CPOMC. Salón de Honor. Honorable Cámara de Diputados de la Nación.

Panel sobre “El futuro del trabajo” del foro del P20 ARG 2018 Expositores del foro del P20 ARG del 31 de octubre y 1º de noviembre de 2018. Panel sobre “Multilateralismo que apoya el comercio sustentable”. Foto grupal finalizado el foro del P20 ARG 2018. Auditorio del anexo de la HCDN.

Cumbre de presidentes de parlamentos del G20 ARG 2018. Delia Parodi. Foto grupal cumbre del P20 ARG 2018. Escalinatas del Palacio Legislativo. Presidentes/delegados de parlamentos miembros del P20 ARG 2018. Presidentes/delegados de parlamentos miembros del P20 ARG 2018. Referentes de presidentes/delegados de parlamentos miembros del P20 Argentina 2018. Bilaterales Arabia Saudita y China P20 ARG 2018. Bilaterales UE y Corea del Sur P20 ARG 2018. Bilaterales Indonesia y Países Bajos P20 ARG 2018. Bilaterales España y Japón P20 ARG 2018. Bilaterales Francia y Turquía P20 ARG 2018. Vista del P20 Japón 2019. Foto oficial P20 Japón 2019. Presidentes/delegados de parlamentos miembros del G20. Presidentes/delegados de parlamentos miembros del G20. Presidentes/delegados de parlamentos miembros del G20. Visita de Lydia Harriss del UK POST a la HCDN el 25 de agosto de 2017. Laboratorio HCDN, intercambio con el UK POST, junio de 2019. Post Note del UK POST y 1º informe de producción argentina. Foto oficial cierre del programa de intercambio HCDN – UK POST, octubre 2019.


382 204 210 219

Visita al UK POST, parlamento británico, el 29 de julio de 2019. Foto oficial G7 parlamentario en Brest, Francia, en 2019. Reunión previa al lanzamiento del US House Argentina Caucus

220

Senadora Crexell, Congresista Himes y Dr. Cincunegui

220 221 238 239 239 240 240 241 241 241 242 242 242 243 243 244 244 245 245 246 246 247 247 248 248 249 281 303 307

el 9 de enero de 2018.

el 13 de febrero de 2020.

Gabriela Michetti, Edward Prado y Emilio Monzó apertura cumbre del P20 ARG 2018. The Americas Summit for Transparent Legislatures, agosto de 2019. Akiko Santo (Japón). Federico Piendo (Argentina). Gabriela Cuevas Barrón (UIP). Abdullah ibn Muhammad Al ash-Sheikh (Arabia Saudita). George J. Furey (Canadá). Scott Michael Ryan (Australia). Wan Exiang (China). Mark Allan Takano (EE.UU.). Moon Hee-sang (Corea del Sur). Carole Bureau-Bonnard (Francia). Sumitra Mahajan (India). Ignazio Benito María La Russa (Italia). Puan Maharani Nakashatra Kusyala Devi (Indonesia). Alexander Zhukov (Rusia). Thandi Ruth Modise (Sudáfrica). Mustafá Şentop (Turquía). Laura Rojas Hernández (México). Pavel Telička (Unión Europea). Gloria Dorothy Hooper (Reino Unido de Gran Bretaña e Irlanda del Norte). Gladson de Lima Cameli (Brasil). Till Mansmann (Alemania). Ana Pastor Julián (España). Jan Anthonie Brujin (Países Bajos). Maya Alejandra Fernández Allende (Chile). World e-Parliament, Ginebra, Suiza, IUP, diciembre de 2018. Firma proyecto para la creación del Observatorio ODS Agenda 2030, diciembre 2016.

Intercambio del CNA con la US CBO. Washington, DC, septiembre 2018.


383

“Este es un trabajo que servirá también a los otros países que organicen actividades parlamentarias en ocasión de las actividades del G20, ya que las experiencias vividas en la organización y desarrollo del proceso argentino serán sin duda replicables en otros países, con las adaptaciones que correspondan a la idiosincrasia y características de cada país que ejerza la Presidencia del G20. Lo mismo puede decirse de las lecciones aprendidas”. Gabriela Cuevas Barrón Presidenta de la UIP, Unión Interparlamentaria

“Es un gran honor que mi amigo Juan de dios Cincunegui me haya pedido prologar este trabajo sobre la experiencia que representó para nuestro país el P20 y lo felicito por la iniciativa de dejar un registro detallado y ponderado de todo el proceso, por cuanto ello contribuirá a la conservación de la memoria institucional de todo el proceso, su desarrollo y resultados”. Embajador Pedro Villagra Delgado Sherpa Argentino del G20 2018

“Aquí es donde se inscribe esta valiosa iniciativa de diplomacia parlamentaria, el P20, un nuevo grupo de afinidad del G20 conformado en este caso por los presidentes de los Parlamentos q ue t erminó de h acerse realidad e n la C umbre de Buenos Aires 2018 de líderes del G20, con un activo protagonismo del autor de este trabajo, Juan de Dios Cincunegui”. Embajador Jorge Argüello Sherpa Argentino del G20 2020