Page 1

TLC entre Chile y Japón: una ventana de nuevas oportunidades

El martes 27 de marzo los gobiernos de Chile y Japón firmaron el Tratado de Libre Comercio entre ambas naciones. Sin duda, un acto de gran importancia para el país, ya que desde el punto de vista de nuestra política exterior culmina una primera fase en la estrategia de acercamiento a los países asiáticos. Luego, viene la tramitación parlamentaria que se espera que sea rápida, para poder entrar en vigencia el tercer trimestre de este año.

En la búsqueda de nuevos mercados, Chile inició, hace varios años ya, un proceso de aproximación al continente asiático; hoy, cerca del 35% de nuestras exportaciones están dirigidas a esos mercados, las cuales se han visto favorecidas por los tratados de libre comercio suscritos con los principales países de esa región, China, Corea, y los países del P4 (Singapur, Nueva Zelanda y Brunei), cuyas economías son altamente complementarias con la chilena.

Respecto a Japón, es el tercer socio comercial de Chile; sin embargo, nuestras exportaciones son extremadamente concentradas: el 74% de los productos enviados a ese país dicen relación con la minería, la pesca y la industria forestal, que se concentran sólo en 500 empresas. Desde el punto de vista de las importaciones, éstas son un poco más variadas, siendo las más significativas las vinculadas al rubro automotriz; sin embargo, son cerca de tres mil las empresas japonesas que venden mercancías a nuestro país.

Este tratado abre una gran ventana de oportunidades, pues al existir normas claras de inversión y solución de controversias entre las dos partes, ambas economías contarán con una herramienta eficiente que les permite salir a buscar inversionistas dispuestos a buscar nuevas oportunidades. Por otra parte, y gracias a este acuerdo, Chile tendrá


ventajas alternativas respecto de América Latina, ya que Japón tiene sólo tratado de libre comercio con México.

Sin embargo, estas nuevas oportunidades se potenciarán en la medida que el país logre aprovechar su condición de país ribereño del pacífico sur, y se convierta en una plataforma real de inversión para el resto de Latinoamérica, especialmente para Brasil y Argentina.

Ahora bien, para que ello suceda, es necesario que Chile mejore sus redes de conectividad territorial, sobre todo con los países del atlántico sur, e invierta en capital humano, especialmente en educación y capacitación, y en recursos naturales y financieros.

Beatriz Corbo A. Investigadora Área Legislativa. Fundación Jaime Guzmán E.

Publicado en La Segunda On Line, 27 de Marzo 2007

TLC ChileJapon  

parlamentaria que se espera que sea rápida, para poder entrar en vigencia el tercer más variadas, siendo las más significativas las vinculad...

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you