Page 1

8

NUEVA ALCARRIA

LOCAL

LAS CIFRAS

350

socias tiene la Federación Progresista de Asociaciones de Consumidores y Mujeres

2

cursos, de informática y de castellano, son los más solicitados

PERSONAJE

Ernestina Coello es la presidenta de Fepamup Guadalajara

objetivos ■ El colectivo, de tintes multiculturales, trabaja para eliminar las desigualdades basadas en diferencias de género y tiende una mano a las mujeres inmigrantes ■ Entre sus servicios se encuentran actividades de integración laboral, orientación académica, cursos de castellano para extranjeras o cursos de informática, entre otros. ■ Además, Fepamuc Guadalajara promueve encuentros como el que tuvo lugar en Molina en abril de este año, cursos para adultos e intercambios internacionales

sábado, 14 de junio de 2007

Fepamuc abre el camino para la llegada de mujeres inmigrantes La asociación trabaja para eliminar las desigualdades de género en Guadalajara Con pocos recursos económicos y mucha voluntad, la Federación Progresista de Asociaciones de Consumidores y Mujeres (Fepamup) de Guadalajara, trabaja para conseguir que no exista discriminación de género entre hombres y mujeres y, también,

realiza una importante labor de asesoramiento a las mujeres inmigrantes que llegan hasta la provincia. Su carácter internacional y cosmopolita hace que mantenga contacto con otras asociaciones de mujeres no sólo en España sino también de otros países.

BEATRIZ PARIENTE. GUADALAJARA

“Somos una Asociación multicultural de mujeres que trabajan para eliminar las desigualdades basadas en diferencias de género. Nuestro objetivo es luchar contra la discriminación por razones religiosas, sexo, religión, raza… en el ámbito de la vida pública y privada”. Así se autodefine la Federación Progresista de Asociaciones de Consumidores y Mujeres (Fepamup) de Guadalajara, una asociación que entiende el fenómeno de la inmigración no sólo como algo alejado de cualquier tipo de concepción negativa, sino como un beneficio para la ciudadanía autóctona, quien recibe el capital humano de los recién llegados, muchos de ellos realmente capacitados. Ernestina Coello, presidenta de la Federación, entiende que “muchos de los inmigrantes vienen con licenciaturas bajo el brazo y, sin embargo, empiezan trabajando en hostelería o cuidando niños”. Para evitar el desequilibrio entre su formación y la oferta laboral a la que pueden acceder, el colectivo imparte cursos como el de informática o el de castellano, impartidos en la mayoría de ocasiones por mujeres que llegaron antes hasta Guadalajara y que ya han alcanzado sus expectativas vitales o profesionales. Desde su sede ubicada en la calle Hermanos Fernández Galiano, 11-C, el colectivo ofrece clases de Windows, Word, Excel, Access, Internet y correo electrónico a mujeres interesadas en mejorar su habilidad en el acceso a las nuevas tecnologías de la información y comunicación. “Mujeres rusas, búlgaras, árabes, polacas o rusas han ayudado a otras mujeres que, como ellas, llegaron a España a buscar una vida mejor”, explica Coello. Para ello, la Federación utiliza pocos medios económicos y mucho esfuerzo y dedicación. Entre sus servicios se encuentra la Bolsa de Empleo e inserción laboral de mujeres con riesgo de exclusión; orientación académica individual de las participantes; sesiones de búsqueda de empleo y envío de curriculum por ordenador; acceso gratuito a Internet; acogida de las mujeres extranjeras facilitándoles la relación con mujeres españolas;

Imagen de una de las clases de informática impartida en la asociación.

AL DETALLE La sede de FepamucGuadalajara se encuentra en la calle Hermanos Fernández Galiano, 11-C Local. Los servicios más demandados en la actualidad son los cursos de informática, de castellano y el servicio de inserción laboral y orientación académica. Encuentro de inmigrantes y españolas en Molina.

clases de español para extranjeras impartidas siempre que sea posible por personas de su misma nacionalidad y cursos de informática y de castellano. Además de todos estos servicios, durante el presente año, la asociación ha desarrollado otras actividades, como el emotivo encuentro que se celebró en Molina de Aragón, con la colaboración de la asociación Krama, intercambios

internacionales, como el que llevó a una delegación del colectivo a las zonas rurales de Estonia o el programa de enseñanza Grundtvig, dentro de la iniciativa Sócrates, como apuesta por el placer del conocimiento dirigida a las personas adultas. Gracias a toda esta batería de acciones, Fepamuc ha conseguido ayudar a cientos de mujeres de distintas nacionalidades, muchas

de ellas plenamente integradas en la sociedad española y otras de vuelta a sus países con nuevo bagaje cultural en sus bolsillos. En cualquier caso, Ernestina Coello realiza un llamamiento a las administraciones para que su asociación, involucrada de forma íntima con las recién llegadas a Guadalajara, pueda ampliar y mejorar los servicios de acogida que ofrece a las recién llegadas.

Fepamucgu abre el camino para la llegada de mujeres inmigrantes  

Nueva Alcarria publica un reportaje de una página con la labor de la asociación en su lucha contra la desigualdad de género.