Issuu on Google+

EUCARISTÍA COMIENZO DE CURSO 2010-2011 (ESQUEMA DE LA EUCARISTÍA) 27 de Septiembre MONICIÓN –

El Sacerdote “comienzo de curso …”

CANTO DE ENTRADA

“Bienvenidos a la fiesta del Señor”

1ª LECTURA

“Col. 3, 12-17

ALELUYA

“Tezze”

EVANGELIO

“Lucas 14, 1. 7-14 (leemos antes en clase)

HOMILÍA PETICIONES

“ 1ª alumnos-6º”- 2ª padres – 3ª profesora –Ana Acod..”

OFERTORIO

Canto: .“Ved a Cristo …” – se canta durante la procesión de las ofrendas, al llegar al altar el sacerdote las enciende y se lee el significado de cada una. (o se vuelve a cantar) “3º velas – 1ª un alumno – 2ª un padre – 3º un profesor. “el pan y el vino” (1º y 2º primaria)

SANTO

“el de los Beatles”

PADRE NUESTRO “rezado, dándonos la mano …” LA PAZ

“damos la paz a el de la derecha –izquierda” (esto lo ensayamos en la clase)

COMUNIÓN

“Ven a comulgar…”

FINAL

“Virgen sencilla y humilde …”


EURARISTÍA COMIENZO DE CURSO 27 de septiembre del 2010 El celebrante

: “el comienzo de curso …”

Canto de entrada: BIENVENIDOS A LA FIESTA DEL SEÑOR BIENVENIDOS A LA FIESTA DEL SEÑOR BIENVENIDOS, BIENVENIDOS QUE NOS HA LAMADO DIOS BIENVENIDOS A LA FIESTA DEL SEÑOR. Invitada está la gente para compartir su luz Invitados los que lloran a reír Invitado todo el mundo para sostener la cruz Invitados para el reino construir. Es Jesús quien nos invita para repartir el pan Dando vida y esperanza a los demás Es el vino de la fiesta para por la fe brindar Invitados para vida regalar.

1ª lectura

: Colosenses, 3, 12-17

Por tanto, como elegidos de Dios, consagrados y amados, revestíos de compasión entrañable, amabilidad, humildad, modestia, paciencia; soportaos mutuamente; perdonaos si alguien tiene queja de otro; como el Señor os ha perdonado, así también haced vosotros. Y por encima de todo el amor, que es el broche de la perfección. Actúe de árbitro de vuestra mente la paz de Cristo, a la que habéis sido llamados para formar un cuerpo. Sed agradecidos. La palabra de Cristo habite en vosotros en toda su riqueza; con toda destreza ensenaos y exhortaos mutuamente. Con corazón agradecido cantad a Dios salmos himnos y cánticos inspirados. Todo lo que hagáis, de palabra o de obra, hacedlo invocando al Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él. ¡Palabra de Dios!


Aleluya

ALELUYA, ALELU, ALELUYA ALELUYA, ALELUYA ALELUYA, ALELU, ALELUYA ALELUYA, ALELUYA.

Evangelio

: Lucas 14, 1. 7-14.

En una ocasión en que entró en sábado a comer en casa de un jefe de fariseos, ellos lo vigilaban. Observando cómo escogían los puestos de honor, dijo a los invitados la siguiente parábola: Cuando alguien te invite a una boda, no ocupes el primer puesto; no sea que haya otro invitado más importante que tú y el que os invitó a los dos vaya a decirte que le cedas el puesto al otro. Entonces, abochornado tendrás que ocupar el último puesto. Cuando te inviten, ve a ocupar el último puesto. Así cuando llegue el que te invitó, te dirá: amigo, sube a un puesto superior. Y quedarás honrado en presencia de todos los invitados. Pues quien se ensalza será humillado, quien se humilla será ensalzado. Al que lo había invitado le dijo: Homilía

:

Peticiones : 1ª un alumno de 6º : Los alumnos y alumnas que, con ilusión, novedad y una dosis de pereza, hemos comenzado este nuevo curso – queremos pedirte, Señor, tu ayuda para vivir en armonía, respetando y amando a los demás como cada uno queremos que nos amen y respeten los demás. Que el lema para este curso: “Empatía y Solidaridad” - ¡ponte en el lugar del otro! sea para todos nosotros un – modo de vida y convivencia. ¡Roguemos al Señor! – Respuesta: ¡Te rogamos óyenos! : 2ª Un padre/madre. : Los padres queremos presentar en esta Eucaristía el compromiso de cuidar y educar a nuestros hijos, para que esté lleno de comprensión y esfuerzo, colaboración con el colegio, paciencia, tiempo de dedicación, escucha y ejemplo de vida. - ¡Roguemos al Señor! – Respuesta: ¡Te rogamos óyenos!


3ª Una profesora: Ana Acordagoitia. : Los profesores queremos pedirte, Señor, que seamos capaces de ofrecer a los alumnos, no solo conocimientos, sino y sobre todo, valores cristianos, llevando nuestra tarea con ilusión, en un clima que favorezca las relaciones de tolerancia y respeto en la comunidad educativa.

Ofertorio Canto: .“Ved a Cristo” Que nuestro ojos no se pierdan La dulzura y el encanto de una ofrenda, La alegría compartida de la entrega sin espera a los demás. Que nuestras vidas sean un canto de alabanza y de gloria a su nombre por la entrega sin medida de su amor y de su vida en la cruz. VED A CRISTO, SU SANGRE DERRAMADA POR AMOR. VED A CRISTO, SU MUERTE ES NUESTRA SALVACIÓN.

– se canta durante la procesión de las ofrendas, al llegar al altar el sacerdote las enciende las velas / y se lee el significado de cada una. (no se vuelve a cantar) Monición: Lee Pilar En esta primera Eucaristía del curso te presentamos, Señor, junto con el pan y el vino, la luz de estas velas porque queremos comenzar este Curso unidos a Jesús “la Luz y el Camino” que debemos seguir y trabajar con empeño para que entre nosotros haya paz y armonía. Santo SANTO, SANTO, SANTO, SANTO SANTO ES EL SEÑOR LLENOS ESTÁN EL CIELO Y TIERRA DE SU AMOR Bendito el que viene en el nombre El que viene en el nombre, del Señor (el estribillo una vez)


Padre nuestro

“Rezado, dándonos las manos”

La Paz

: “nos damos la mano con el que está a nuestro lado”

Comunión

CantoVen a comulgar, la vida entera es comunión Ven a comulgar Jesús está en un trozo de pan Ven a comulgar, con los hermanos hasta el altar Ven a comulgar, ven a comulgar Ven a comulgar Jesús está en un trozo de pan PIDE POR LOS POBRES Y LOS MARGINADOS PIDE POR LOS NIÑOS MAS NECESITADOS VEN A COMULGAR, VEN A COMULGAR, VEN A COMULGAR JESÚS ESTÁ EN UN TROZO DE PAN PIDE POR LA IGLESIA, PIDE POR EL MUNDO POR LO QUE ES DE OTROS Y POR LO QUE ES TUYO VEN A COMULGAR, JESÚS ESTÁ EN UN TROZO DE PAN Ven a comulgar, reza con el corazón Ven a comulgar, ofrece Cristo tu canción Ven a comulgar, promete a Dios que serás mejor Ven a comulgar, ven a comulgar Ven a comulgar Jesús está en un trozo de pan.

Final

Virgen sencilla y humilde que viviste en Nazaret, Madre Casa de los hijos pobres que abren sus manos a ti, Madre Dios te ensalzó y te hizo grande en tu misma pequeñez. Haznos niños a nosotros para dejarnos en Él. Madre, Madre Tu nos miras desde el cielo Nos hablas al corazón Con un abrazo de Madre Nos envuelves en tu amor Lai laralai lalai, lai la ra lai la la Lai la ra lai la la la ra la Madre de los hijos pobres, de los que buscan a Dios. Madre Danos tu fe y confianza, danos tu entrega y amor. Madre. En tu silencio interior, escuchaste su palabra. Con el corazón abierto, viviste sólo por Él. Madre. Madre.


1ª LECTURA “Col. 3, 12-17 Por tanto, como elegidos de Dios, consagrados y amados, revestíos de compasión entrañable, amabilidad, humildad, modestia, paciencia; soportaos mutuamente; perdonaos si alguien tiene queja de otro; como el Señor os ha perdonado, así también haced vosotros. Y por encima de todo el amor, que es el broche de la perfección. Actúe de árbitro de vuestra mente la paz de Cristo, a la que habéis sido llamados para formar un cuerpo. Sed agradecidos. La palabra de Cristo habite en vosotros en toda su riqueza; con toda destreza ensenaos y exhortaos mutuamente. Con corazón agradecido cantad a Dios salmos himnos y cánticos inspirados. Todo lo que hagáis, de palabra o de obra, hacedlo invocando al Señor Jesús, dando gracias a Dios Padre por medio de él. ¡Palabra de Dios!

EVANGELIO Lucas 14, 1. 7-14. En una ocasión en que entró en sábado a comer en casa de un jefe de fariseos, ellos lo vigilaban. Observando cómo escogían los puestos de honor, dijo a los invitados la siguiente parábola: Cuando alguien te invite a una boda, no ocupes el primer puesto; no sea que haya otro invitado mas importante que tú y el que os invitó a los dos vaya a decirte que le cedas el puesto al otro. Entonces, abochornado tendrás que ocupar el último puesto. Cuando te inviten, ve a ocupar el último puesto. Así cuando llegue el que te invitó, te dirá: amigo, sube a un puesto superior. Y quedarás honrado en presencia de todos los invitados. Pues quien se ensalza será humillado, quien se humilla será ensalzado. Al que lo había invitado le dijo: - Cuando ofrezcas una comida o una cena, no invites a tus amigos o hermanos o parientes o a los vecinos ricos; porque ellos a su vez te invitarán y quedarás pagado. - Cuando des un banquete, invita a pobres, lisiados, cojos y ciegos. Dichoso tú, porque no pueden pagarte; pues te pagarán cuando resuciten los justos.


pastoral 1ª Eucaristia