Page 1


DIAS DEl FUTURO

PASADO

Cualquier lector de comics espera impacientemente las adaptaciones al celuloide que se hacen de sus tebeos favoritos. Este verano hemos tenido tres en cartelera y hoy voy a hablar de dos de ellas, basicamente porque cowboys & aliens todavia no la he visto. El caso es que una vez vistas ambas pelis, no me queda mas remedio que acudir al refranero popular porque...

HA SIDO UNA DE CAL Y OTRA DE ARENA Por Bill Rayos Beta

LA DE CAL: CAPITÁN AMÉRICA. O PORQUÉ ESTA PELICULA MOLA. En primer lugar es necesario advertir que aunque “El Capitán América” me haya parecido una película muy entretenida, no os vais a encontrar a la próxima ganadora de los Oscars ni tampoco un producto “made in Sundance”. Pero lo que sí que es cierto es que esta peli ofrece “cine palomitero de kilates”, como dice mi querido amigo Santi. Y eso es debido a que es la típica historia con malos muy malos (y sin son nazis, mejor) y buenos muy buenos. Con un amor imposible. Con el típico secundario gruñón pero divertido. Cartel de la película Con magia y misticismo. Con un mejor amigo que sabes que sabes que terminará muriendo. Con el sacrificio del héroe… En fin, una película, que contiene casi los mismos elementos que, por ejemplo, las de Indiana Jones (dirección, producción, guión, etc., aparte). Y por eso es una película que hace que te lo pases bien y la disfrutes plenamente. Y además, porque da el pistoletazo de salida para, posiblemente, la película de superhéroes más esperada de los últimos años: “Los Vengadores”

¿Y de qué trata “El Capitán América”? Pues bien, salvo algunas inevitables diferencias producto del concepto de saga que se le quiere dar junto a Iron Man, la película se centra en lo que ya hemos visto en los cómics. Un patriótico alfeñique llamado Steve Rogers (muy bien interpretado por Chris Evans) no deja de intentar de entrar en el ejercito de los Estados Unidos para combatir en Europa en la 2ª Guerra Mundial, pese a ser rechazado siempre debido a Parece que el suero funciona… su patético físico. Sin embargo el azar (o el destino) le llevarán a participar en un programa experimental que lo convertirá en el fornido héroe que todos conocemos. Desde ahí, hasta que llega el primer enfrentamiento con las hordas de su némesis, Cráneo Rojo, hay una historia muy bien narrada que desliga al personaje de esa imagen fachilla que tiene fuera de los USA. Y a continuación, acción a raudales. A veces mejor, otras peor, peros siempre muy entretenida.


LA DE ARENA: CONAN, EL BARBARO. O PORQUÉ ESTA PELÍCULA ES UNA MIERDA. Voy a intentar aportar una serie de razones, siempre a mi parecer (que no se ofenda nadie), por las que opino que la nueva película de nuestro barbaro favorito es una basura: 1. Conan: No hablo del actor sino del personaje. Y este no es Conan. Ni habla, ni piensa ni actúa como él. Tan solo se llama igual. 2. El actor: El “garrulismo” salvaje Schwarzenegger no lo alcanza Momoa ni veraneando desde crío en Extremadura. Y se nota. Arnold Schwarzenegger Mucho. 3. El malo es de risa: Si a un héroe lo definen sus enemigos, apañados vamos. En ningún momento te crees que este tipo pueda llegar a ser algo más que el presidente de su comunidad ¡Ay, si Thulsa Doom levantara la cabeza (nunca mejor dicho) (aparte, menuda sonrisa profident gasta el amigo. Lo habitual en la era hyboria). 4. Los lugartenientes del malo: ¡Patéticos! A poca dominación mundial se puede aspirar con esa banda. Los del primer Conan si sabían aporrear cabezas como dios manda ¡Menos maquillaje y más brutalidad, por favor! 5. Amoríos: Valerya vs. Tamara: ¡Fatality a favor de la rubia! Tamara es un invento del guionista que no entra ni con calzador. Pasa de ser una sacerdotisa medio mema a implacable luchadora y luego a rollete de verano sin ningún sentido. Además, parece una extra de la peli de "Troya" ¡Puta mierda! 6. Los colegas de Conan: El negro fanegoso sacado de Piratas del Caribe deseas que lo maten cuanto antes. Y el jefe de los ladrones… ¡Madre mía, que papel más absurdo e innecesario! 7. Orígenes: Quitando la inverosímil cesárea de Conan, que al menos es acorde a la leyenda, el resto es de chufla. Ser cimerio es como ser de Murcia, un lugar de nacimiento y ya ¡Ni Crom, ni

salvajismo ni na! Hasta Ron Perlman la caga como padre. Parece un tierno abuelito en lugar del inmisericorde jefe que debe ser ¡Demasiado dulce es su muerte para lo que merece! 8. Brujería: Casi no hay. Lo único, la ramera con aires de Freddy que sugiere una mamada a su viejo. Qué triste. Y es que Conan, a las brujas, se las cepilla y luego las tira al fuego mientras gruñe: "¡Ahí va la hostia!" 9. Los “guiños”: Vestir a Tamara Jason Momoa de Belit y meterla en un barco no es buena idea. Y que Conan se disfrace de monje para infiltrarse entre los villanos, tampoco. 10. Los “guiños”: Vestir a Tamara de Belit y meterla en un barco no es buena idea. Y que Conan se disfrace de monje para infiltrarse entre los villanos, tampoco. 11. Los efectos especiales: se abusa del retoque digital, se sangra hasta al estornudar y se repiten los mismos trucos (que se mueva una vez un miembro amputado, vale. Pero dos…) 12. Ambientación: Nula. En las ciudades… ¡No vive nadie! Momentazo cuando Conan se cita con el flipado de su adversario en el imponente castillo de Sephur y ahí, ¡No hay ni el perris! 13. Banda sonora: Épica en la primera, inexistente en la segunda. Así de duro. 14. Fin de la peli: Carente de emoción y sin sentido ¡Dónde queda esa decapitación salvaje e incendio del templo de la primera! ¡Para echarse a llorar! 15. Añade tu propio motivo: ____________________________ ____________________________________________________ ____________________________________________________ Y hasta aquí por hoy, lector ¡Nos vemos en 30 días!... Bamf!!!


Vidas cruzadas Capítulo 9: electricidad estática Matar es sencillo. Matar es divertido. Matar es excitante. El señor F. no afila cuchillos en la penumbra de su salón, ni limpia con esmero una pistola. El señor F. mira la tele y bebe bourbon. Al lado, su perro Syd, mueve la cola con parsimonia con el ojo sano abierto atento a cualquier movimiento de la botella. Ha decidido volver a matar de nuevo. No ha oído voces que se lo han dicho. No sigue el calendario lunar, ni el maya, ni ningún otro. No lee la biblia ni tiene ningún credo o religión. Sus decisiones son racionales, lógicas, basadas

estrictamente en el sentido de la oportunidad. Así lo hacen los animales. Se agazapan en las sombras, se esconden, se camuflan entre la maleza hasta que descubren una oportunidad propicia. Los animales solo atacan cuando las probabilidades de éxito son considerablemente más altas que las de fracaso. Pura matemática. Es una chica. Siempre son chicas. Pero el señor F. no es misógino, ni su madre abusó de él, ni una novia con la que se iba a casar le dejó en el altar y se volvió loco. Simple estadística: las mujeres son, por regla general, más débiles físicamente que los hombres. La resistencia es menor, el trabajo más sencillo. El león ataca a las gacelas más lentas. Darwin y su selección natural: solo los más fuertes, los más preparados genéticamente, aquellos con mayor capacidad de adaptación al medio sobrevivirán. Al señor F. le gusta este período de preparación. Un día decide que va a volver a matar y entonces todo lo demás desaparece. Tiene un cuaderno en el que apunta todo. Primero: selección de la víctima. Al señor F. no le gusta dejar nada al azar. Observa con unos prismáticos desde su casa. Pasea. Aprende. Y decide.


Valora puntos vulnerables: horario regular, suele ir acompañada o no, vivienda (facilidades que ofrece ésta para el asalto), familia, trabajo, amigos, pareja. Tiene que saberlo todo. Y mientras aprende, va sintiendo como una excitación extraña se va adueñando de su cuerpo. No es algo sexual. Es una excitación distinta, sacudidas eléctricas, breves descargas que le recorren el cuerpo y le hacen estremecerse. A vece se mira la punta de los dedos: cree que en algún momento va a ser capaz de lanzar rayos con ellos. Pronto conoce a la chica. Se aprende su nombre que escucha por casualidad en la tienda. Se cruza con ella. Provoca un choque fortuito y se disculpa en un susurro, levantando ligeramente su sombrero y haciendo una leve inclinación (ese primer contacto, ese choque hace que la electricidad le sacuda su cuerpo menudo con una fuerza que le hace tambalearse) Al cabo de un tiempo lo sabe todo de ella. Es su amigo. Él lo siente así. Siente que no podría hacerlo de otra manera: no podría matar a alguien a quien no conoce. Somos amigos, se dice, y vuelve a estremecerse.

El día decidido el tiempo se ralentiza. Las horas se arrastran miserablemente y las manecillas del reloj se atascan como si se hubieran agotado las pilas. Pero el señor F. no se pone nervioso. Lee la prensa, desayuna zumo de naranja, acude al trabajo, come algo ligero, duerme la siesta, se levanta sudando, se da una ducha y lo prepara todo. El frasco de éter. Las cuerdas. Cinta aislante. Cuchillos. Herramientas variadas (nunca se sabe) Peluca y bigote. Lo guarda en un pequeño maletín. Lo repasa concienzudamente, como un escolar repasa su mochila el primer día de clase. Siente que la electricidad le desborda. Se mira el brazo y comprueba el vello erizado, como un gato a punto de atacar. Y así se siente. Un animal, una bestia electrificada a punto de atacar para sobrevivir (porque él lo siente así: una necesidad primaria, colocada en la base misma de la pirámide de Maslow) Apaga la luz de la habitación y acaricia con suavidad el lomo de Syd Barrett, que apenas se mueve. Cierra la puerta con sigilo y echa la llave. La bestia está en la calle y la gacela más lenta va a ser devorada sin que pueda hacer nada para evitarlo. ANTONIO TORREJÓN. http://elefantesdrogados.blogspot.com/


ENTREVISTA LUCÍA DE FRAGA En este número nos vamos a dejar acariciar por la voz de esta Poeta, porque ella lo es, lo sé y me consta, aunque se quite ese título en esta misma entrevista. Mujer, gallega, y dotada del mayor de los dones. Conmovernos con sus escritos. Para todas, para todos, las palabras de Lucía Fraga. Déjense acariciar por ellas. Por sus palabras. P. ¿Cuál es el lugar ideal para poder vivir Poesía? R. Cualquier lugar que permita el recogimiento adecuado. Eso es algo que reside en nosotros y puede darse desde el autobús más ruidoso hasta la biblioteca más silenciosa o una simple habitación con una claraboya. P. Para ti cuales son los más grandes poetas de todos los tiempos R. Sería injusto dejarme en esta lista a muchos poetas que me han marcado, pero puedo asegurar que desde los románticos alemanes, pasando por los poetas malditos, hasta Cernuda y Aleixandre, la "generación beat" con Ginsberg a la cabeza y el denominado "realismo sucio" de David Castillo, por poner un ejemplo español. Por supuesto, la poesía galega está muy arraigada en mi imaginario de la que he bebido y sobre la que tanto he trabajado, especialmente en "O grupo dos oitenta". No quisiera dejar fuera a Georg Trackl ni a Pessoa, aunque cualquier selección siempre será injusta. Son tantos y tan buenos poetas para cada momento que cualquier listado es injusto. Hoy por hoy, me parece fantástica la poesía de David González, Xoán Abeleira, Vanessa Pérez-Sauquillo, Ana Vega, Inma Luna y un largo etcétera.

P. ¿Qué pretendes "remover" con tus poemas? R. Mi poesía pretende "remover" conciencias, pero más que de manera social, de manera "sensorial". Espero poder producir una sensación, un zarandeo de los sentidos que no deje indiferente, sea placentera o desagradable la experiencia. El caso es poder generar emociones a través de una sensación tangible. Poner los pies en la tierra de la manera más cruda para acercar al lector a la realidad poética, que encierra, aunque he dicho al principio que no de manera social, sí una respuesta humana de dolor o alegría ante el mundo que, no siempre gratamente, nos rodea. Como diría Rilke "La belleza es el comienzo de lo horrible", lo horrible que habita en el ser humano, su infierno interior. La fuerza de donde arranca mi poesía. P. Ese libro que siempre te ha conmovido y el porqué... R. Si tengo un libro de cabecera ése es El libro del desasosiego de Fernando Pessoa. Me parece la "Biblia" de cualquier ser insatisfecho con la vida -y yo lo soy-, porque nos revela el mundo de lo diminuto y de la grandeza al mismo tiempo. Me revuelve, me atrapa el "drama de la alteridad", ese otro yo con el que siempre he fantaseado. El sueño de una Lisboa decadente y llena de tintes color ceniza que nos embriaga de la mano de un secreto escritor. P. ¿Es el mundo actual un hervidero de poetas? R. No, creo que existen muchos escritores y pocos poetas. Yo jamás me llamaría "poeta", porque creo que es un título y una responsabilidad que deben concedernos los demás. BLOG: http://luciafraga.blogspot.com/ NOSTALGIA DEL ACERO EL PATIO DE LOS LOCOS Recuerdo mi llegada como un primer día de colegio macabro. Me metieron en una habitación vigilada, Pero antes, Me desnudaron y palparon mis heridas Delante de un guardia de seguridad


Que daba la espalda. Me dejaron sola Y yo me senté en el suelo en posición fetal. Me lo prohibieron. Pero yo me acunaba en la cama Con las sábanas del sergas Y volvía al útero de mi madre. Por la mañana, Un desfile de mujeres desnudas En las duchas sucias y llenas de esponjas enjabonadas, Me recordaban a las vacas en el matadero. “Yo soy Dios y Lucifer”. “Yo me follé a mi madre”. “A mí me llaman para que salga por la ventana” “¿Crees que soy atractiva?” –y apareció desnuda en mi habitación cubierta de pelos en las piernas e ingles y un vientre de matrona romana con el pecho caído. Las enfermeras, ineficaces papagayos inquisitivos: “Que corra el aire, Señores”. Esquizofrénico recuperado, yo, su musa de la fotografía. Partidas de ajedrez que eran nuestra forma de hacer el amor. Sólo en la sala de fumadores, nos cogíamos la mano. Pero se marchó, Como se marcha el verano hecho un niño salvaje. Apenas nos pudimos despedir. Pero dejó una rosa en un vaso de agua en mi habitación Y yo sentí cómo latía el corte de mi cuello, Porque, aunque nos lo juramos, No nos veríamos nunca más. Yo, su musa de la fotografía.

MIRAD MI CUERPO Mirad mi cuerpo sin lujuria y sin vergüenza. Liberado, al fin, de mentes lascivas y ojos desdeñosos. Soy la mujer evaporada de vuestros sueños Que se ha vestido con el grito del niño, Con la pared deslumbrada, con la súplica del pájaro. Mirad mi cuerpo cómo llora. Las encendidas luces de mi casa, Miradlas. Dentro de mi hogar ya no hay fuego que alumbre. Sólo arde y arde la estopa de los días. Mirad mi cuerpo cómo grita. La lenta caricia de la madrugada traidora Se llevó a mi amante lejos de mi lecho. Lágrimas tengo en los ojos incendiadas. Miradlas. Mirad mi cuerpo cómo suplica. Mirad mis heridas, todas ellas. Donde el lamento se torna oración, Yo pondré un beso en tus manos. Miradlas. Mirad, al fin, desnuda y deshecha de mentiras, La desnudez que se abre paso en la inocencia. Mi cuerpo, galería del pensamiento, Se abre para combatir vuestras aberraciones. Es mi cuerpo. Miradlo. Agradezco a Andrés Ramón Pérez Blanco, nuestro amigo "Kebran", la oportunidad de poder compartir con vosotros unos cuantos pedazos de mí.

Otra entrevista del Kebran


La gatera A Luis siempre le había gustado los animales, concretamente los felinos. Nació y creció entre una marabunta de gatos y pelo. El que visitaba su casa, sabía de antemano lo que se iba a encontrar, una meada aquí, una cagada allá y visitas asiduas de rameras en busca de guita. Todas sus pertenencias se podían resumir a dinero y gatos; parecía ser feliz rodeado de aquellas criaturas solitarias y errantes. Nunca estaba acompañado, a no ser que fuera pagando o invitando. Con el paso del tiempo veía como iba tomando una actitud minina y desconfiada. Un día me sorprendió al decirme: -Estoy pensando en montar un negocio. -Bien, ¿y puedo saber qué tipo de negocio estás tra mando?- pregunté. -Una aventura innovadora y extravagante. -Escupe, me tienes en ascuas. -Una tienda de compañía animal, ya sabes, hay mucha gente solitaria en la ciudad... -Joder, sólo a tí se te ocurriría una idea de tal calibre. -Sabes, llevo meditándolo un tiempo- prosiguió. -¿Y me puedes decir qué clase de animales vas a intro ducir? -Gatos- afirmó.

-Lo imaginaba. Al mes de tener la conversación, mi amigo Luis ya estaba enfrascado en su excentricidad; empezaba a darle forma al negocio. Situado en pleno centro de la ciudad, durante el día había un incesante ajetreo de personas en su calle; parecía un hormiguero. Comenzó reformándolo por completo. Contrató a unos grafiteros para estampar sus ingeniosos dibujos mentales en las paredes. Daba una sensación de acogida. -Que, ¿te gusta?- me preguntó-. -¡Oh, sí!, está de puta madre, tío. -Dentro de dos días lo inauguro, vendrás... ¿no?. -Sí, por supuesto, ¿tengo que venir con alguna mascota? -Sí, con dos gatas, una para mí y otra para tí, jeje. -Que cabronazo eres, sigues como siempre. Al comienzo de la calle ya se podía intuir el bullicio del gentío chismoseando entre ellas curiosas, mirando ojopláticas desde el escaparate lo que sucedía ahí dentro. Desde lejos, el tumulto se podía confundir con las rebajas de el Corte Inglés. -¡Dejen paso, por favor!- vociferé entre aquella muchedumbre. Nadie parecía inmutarse, sólo dos personas que me obstaculizaban el paso se apartaron del camino a la entrada al recinto, así que tuve que abrirme paso a codazos. Por fin llegué a la puerta, y en verdad aquello parecía un auténtico cotillón. Había mujeres rubias de pelo liso y tacones altos, morenas embutidas en trajes ceñidos exhibiendo trasero, pantalones ajustados marcando labios, hombres con traje y corbata, y una multitud de felinos dispersados aleatoriamente ajenos a aquella confusión.Incrusté involuntariamente mi rodilla contra la esquina de hierro de un bloque publicitario con el consiguiente dolor, pero al levantar la mirada observé aliviado que era un pequeño e improvisado bar. -Sírvame una copaza de pacharán con dos hielos, rápi do- exigí al camarero.


-Sí, ahora mismo Señor- obedeció resignado. Ahí me dirigía yo, con mi copa de pacharán en mano abriéndome paso entre la concurrencia. Eran las 22:45 y música chillout sonaba en el ambiente. Al final del recinto en un amplio sofá rojo pude atisbar a Luis, con un puro en la boca y acompañado de dos hermosas mujeres sentadas en su regazo; una mulata de cara angelical y una rubia con vestido rojo. Le hice un gesto obsceno con la mano a modo de saludo pero él ni se inmutó, parecía estar absorto en su seductora compañía. -¡Luis, hijo de puta!- grité para reclamar su atención. -Qué pasa tío, ven aquí. -Joder, menuda fiesta de inauguración has montado. -Sí, quería hacer algo realmente grande, tal y como va a ser mi negocio- afirmó convencido. -¿Y éstas quiénes son?- a simple vista parecían unas chicas de moral distraída. -Ah si, disculpa que no te las haya presentado... siéntate. Me acomodé no sin antes despachar a una pareja de gatos persas que estaban fornicando ignorantes a la vista del gran público. -Ella, la mulata es Isabel... -Muac, encantada- me estampó sonoramente un beso en mi mejilla derecha conforme pasaba la mano por mi paquete. -Y esta otra es Eva... -Hola encantada- me extendió su mano. -Un placer- cumplimenté besando su zarpa. Isabel pasó sutilmente del regazo de Luis al mío en un movimiento ágil y fugaz. Me susurraba frases cachondas al oído mientras su mano se iba deslizando insinuante por el interiror de mis calzoncillos. Yo, ante tal situación y excitación

le pregunté a Luis si había un reservado y él me indicó una puerta pequeña contigua a los váteres. Cogí a Isabel de su prodigosa mano y la llevé a aquel cuarto sin ofrecer oposición. Antes de entrar aprecié un orifico circular a la altura de mi tobillo izquierdo, (supongo que era una gatera) del que se filtraba un tufo irrespirable a mierda y meadas. Pero yo no podía refrenar mis instintos mas primitivos, iba como un borrico. Abrí la puerta y observé un grupo de gatos haciendo sus necesidades en cajas de arena. No había nada en aquella habitación: ni un sofá, ni una misera silla; nada. Sólo las cajas y la compañía de esos mininos autistas que nos miraban con curiosidad. Me recosté en el gélido suelo de baldosas e Isabel hizo lo propio... Recuerdo que estuvo de puta madre, estuvo de putísima madre. Al salir de mi letargo estaba tumbado de medio lado, con mi brazo derecho recostado sobre un cojín que sustituía al cuerpo lujurioso que unas horas antes me había trabajado; sentía mis partes nobles escocidas como si me las hubieran rociado con algún producto químico. Estaba solo, ni rastro de Isabel ni tan siquiera de la compañía de aquellos felinos. Me levanté para vestirme y percibí que me faltaba la cartera de mi bolsillo trasero del pantalón. -¡Hija de la gran puta!- aullé. Salí furiosamente del reservado pero ya no había nadie en el local. Sólo la puerta entreabierta de la entrada y mi amigo Luis tirado en el sofá. Miré mi reloj y marcaba las 5:33 de la madrugada. Me acerqué más a Luis y reparé que tenía sangre en la boca y dos gatos sentados sobre su pecho lamiéndole el líquido todavía caliente. Escarbé en el bolsillo de mi pantalón en busca del móvil, pero tampoco lo tenía...esa zorra me había robado todas mis pertenencias. Esa misma mañana el negocio estaba precintado y la misma marabunta que se congregaba en el escaparate la noche de la inauguración, asistía incrédula e impotente a la salida del cadáver. Castorín,


Ilustración + civilización + imaginación. Teoría social de un inadpatado (final) Javier Fernández Parra NIVEL 2. EL BUFÓN DE LA CORTE Pero, ¿de dónde ha salido tanta bazofia andante? ¿Esto es el final o queda por venir lo peor? ¿Quién se ha cargado todo de esta forma? ¿Y qué se puede hacer? ¿Qué podemos hacer nosotros o qué se está haciendo? ¿Alguien más lo ve así de claro? ¿Y somos suficientes? ¿Hay Pedagogía para ésto? ¿Será bueno quedar aislado o es mejor seguir la corriente?... Reconozco que todas estas preguntas desaparecen cuando termino la segunda copa, vuelvo a empezar de nuevo y comienzo a escribir este tipo de cosas, una terapia que cada vez sirve para

menos, salvo para producirme una gran resaca y un dolor de estómago que dura prácticamente todo el día. Por tanto, si alguien tiene alguna respuesta, le agradecería por el bien de mi úlcera, que arrojara algo de luz a mis tristes y negativos pensamientos. Pero todavía sigo con la rabieta mental de hoy. Por lo que aquí me encuentro, tratando ahora de discernir la génesis de esta eclosión de “maniquíes” con vida que me rodea por todas partes. ¿Dé donde saldrá tanto imbécil? ¿Será posible? Los modelos e “ilustres” gurús de esta nueva plebe de devoradores de falso éxito y popularidad barata, dirigen el cotarro (algunos, pero no todos, por desgracia) desde una caja tonta cada vez más tonta, donde los actores del circo interpretan el papel preestablecido para que los maniquíes disfruten y “aprendan”, y al finalizar del maratón, recogen al salir del camerino sus vergüenzas, su dignidad y su talón de 4 ceros para llevárselo todo a otra parte y volver a empezar. La clase ha terminado. Ahora espero que por el pasillo nadie me insulte. Todo es dirigido milimétricamente por unos cuantos tontos más, que ya salieron en su día en la tele y se cansaron tanto de salir, que decidieron montar un nuevo show, continuo y más vomitivo


aún, del que poder seguir chupando para no tener que pararse a pensar qué es lo que realmente saben hacer y descubrir que no saben hacer nada. Con el show en marcha desde por la mañana, estos nuevos oportunistas del negocio de la audiencia, analfabetos venidos de alguna región de la Alsacia italiana, crean mierdas de mil colores y sabores, pero que, y aquí está lo fascinante, al maniquí cada vez le “molan” más. Estos lumbreras de la tele privada, se sirven de las “mierdas de colores y sabores” para marcar la nueva tendencia social en todas las franjas horarias, izando la bandera del todo vale y aprovechándose que el maniquí, es justamente eso, un mísero maniquí. Eso sí, guapo y a la moda. Ganar tu sitio y aumentar el caché es cuestión de aparecer y de aparentar, ya no hace falta ir al colegio, aunque algunos demuestren cada vez que hablan que ni siquiera lo intentaron. Solo hay que saber dónde y con quién estar y, por supuesto, ponerse guapo para la ocasión. La mentira, el insulto y el pavoneo hacen el resto mientras desde abajo toda esa plebe de imbéciles trata de imitar los pasos del ganador de turno en su contexto más cercano, o en las playas y discotecas de Ibiza o alrededores, según se tercie.

NIVEL 1. NERÓN HA VUELTO. Recorriendo la escalera en dirección al pico de la pirámide, por las estancias de poder nos encontramos con otra versión quizá más diabólica aún, por lo trascendente de su misión en este circo tan mal montado. Por los pasillos institucionales se pasea el ganador a toda costa, y en ese contexto las cosas importan cada vez menos, en función de la calidad del sillón sobre el que se sienta el patriarca. Allí, los tramoyistas del escenario sociopolítico y económico, practican sin descanso la demagogia, la mentira, el insulto o la manipulación interesada que luego se representa a diario por diferentes medios, utilizando herramientas casi dictatoriales y que escondidas bajo significados de honorable sentido humano, merece sin duda un capítulo aparte. La falta de estilo, de ética o moral cívica, e incluso de formación o preparación técnica unida a una


muy discutible capacidad dialéctica o expresiva, son los apellidos paternos de los personajes que deambulan a diario por nuestra vida pública, mientras la plebe aplaude las salidas de tono de unos, las excentricidades de otros o se marcha a casa antes de finalizar el sainete, para no perderse una obra menos compleja de digerir desde el punto de vista intelectual, donde una folclórica en paro destripa las miserias de su marido alcohólico, siempre en Prime Time, por supuesto. NIVEL 0. I+C+i CONTRA LA PANDEMIA Ante la pirámide del patetismo y de la deshumanización que se ha creado sobre mi cabeza, la mutación me va alcanzando, la nada sigue avanzando a paso firme, segura de sí misma y sabiendo que tarde o temprano es posible que los mecanismos sociales se encarguen por sí solos de hacer el resto, de engullirme definitivamente y “convertirme”. Sin embargo, ahí fuera, entre tanto barro, y a pesar de estar acotado y atrincherado, el ser humano se sigue resistiendo. Mi alma y seguro que la tuya aún siguen vivas, libres de verdad, preparadas, llenas de luz. Sé que una especie de ejército de Resistencia sigue apareciendo continuamente

y manteniendo con Valor el espíritu de antaño, el de épocas mejores. Puede ser escondido tras unas letras de poesía, tras los colores de un cuadro, tras un riff de guitarra, o tras un simple abrazo. Aunque sea difícil, solo un grito rompe el silencio de todos. Y aún se siguen oyendo los gritos. Por eso, es necesario seguir invirtiendo, para invertirlo todo. Es necesario apostar por una nueva I+D+i. Es necesario invertir en Ilustración, en Civilización, y todo con mucha más imaginación. Es necesario que estés donde estés, sigas ahí, cerca de mí, cerca de todos. Yo, que no soy de dirigir batallas, desde la retaguardia mantengo tu bandera, en señal de lealtad, recordándote, disfrutándote de lejos, agradeciéndote que me mantengas con vida. Retocando una frase que me gusta mucho y que dijo Achero Mañas en una de sus películas, “La cultura y la educación son armas cargadas de futuro” y hay que disparar ya. Y a discreción.. Gracias a todos los que hacéis posible que aún seamos posibles, que aún todo sea posible… Gracias por cubrirnos las espaldas, y en especial y por cercanía, gracias a los Creatura por crear(nos).


13 x

21 Delirio vano é questo! Siempre tú y para ti mi vida Rubén Bravo Mañana de domingo. No son más de las nueve y hace mucho rato que estoy tumbado en la cama. Miro el techo con el convencimiento absoluto de que estoy enamorado de ti y de que no puedo remediarlo. No pienso en ti. Sólo en que estoy enamorado de ti. Anoche ella se quejaba de que no podía ver mi cara. Sólo mi sexo. Yo acariciaba su espalda tan suave. No pienso seriamente en eso. Sólo en el amor. Y en que no quiero amarte. Porque si te amo y te doy todo de mí no va a quedar nada cuando te vayas.

Nada de nada. No sé si tu espalda será también suave. Si cierro los ojos puedo verla, puedo recordarla. Sudo un poco en la cama. Tengo el cuerpo pegajoso. Quiero ganarme una ducha, así que cruzo un brazo bajo la cabeza, fijo la vista en el techo y espero. Estoy enamorado de ti. Tengo miedo. Siempre tú y para ti mi vida. Así será todo si te amo definitivamente. Por eso remoloneo en la cama, pensando que tal vez el amor se me vaya si espero lo suficiente para levantarme. Ella tenía veintisiete años y era teleoperadora. Hablaba poco. O es que yo hablaba tanto que no la dejaba hablar. Estaba nervioso. La cosa acabó rápido. No sé si te ha gustado. No he visto tu cara. Ya ves que sí. Ha sido rápido. Cuando se va miro su espalda. Y pienso en su suavidad. En la cama esa suavidad me agita los dedos ¿Qué harías tú anoche? Aún no es hora de levantarse. El pan aún no ha llegado a la panadería. Así que espero. La ducha es una promesa. No quererte es una promesa. No quiero amarte. Nadie quiere amar a nadie. Querer es una falta. Es un error. He intentado no sentir nada. Nunca. Así que no puedo amarte ahora y traicionar mi vida. Quererte es una falta. Hablo contigo como si estuvieras aquí: No quiero amarte. Así que haz el favor de no ser cómo eres. No te llamaré más. No me volverás a ver. No te volveré a ver. No voy a quererte. No me importa nada tu vida o la silueta mentirosa de tus pechos. No voy a amarte más. Adiós. Siempre tú y para ti mi vida. Joder. ¿Por qué siempre digo eso? Cierro los ojos. No voy a dormir. Porque estás ahí y no me vas a dejar. Digo que te quiero a ver


si así me dejas un poco en paz. No funciona. Vete a la mierda. Eres una zorra de mierda. Siempre he sabido que de tu cuerpo surgirá la primavera. Flores. Frutos. Tus senos desnudos. Sus senos no eran grandes. El sujetador tenía demasiado relleno. Apunté su teléfono pero no voy a llamarla. Miento. Cuando me duche recordaré lo que hizo por mí anoche y la llamaré ¿Me sonará su voz? ¿La habré colgado alguna vez cuando me haya explicado que Jazztel quiere hacerme la vida mejor? De tu cuerpo surgirá la primavera y yo veré cómo lo hace. Escarbaré pequeños jardines con mi lengua por tu piel. De tu cuerpo surgirá la primavera y yo me la comeré con la misma boca con la que te besaré, con la que te morderé. De tu cuerpo surgirá la primavera y yo seré el beneficiado porque sólo yo sabré el porqué de ese invierno suspendido. De tu cuerpo surgirá la primavera y siempre tú y para ti mi vida. De su cuerpo no surgirá más que deseo. Y después del deseo tal vez culpa. Y rencor. Y mucho más deseo. Debí morder sus labios. Miro el techo con resignación. Qué puedo hacer. No sé si quererte depende de mí. Si no depende de mí no puedo hacer nada contra ello. Si depende de mí debería no hacerlo. Y dejar de decir siempre tú. Y para ti mi vida. Si te amo ya no tendré una vida. Porque mi vida será tuya. ¿Qué coño vas a hacer tú con mi vida? Yo no he hecho nada con ella. No quiero hacer nada con ella. Ni siquiera levantarme ahora. Aún no. El agua de la ducha es una promesa mejor que la espalda de una teleoperadora. Es mejor que la promesa de un amor tierno y juvenil. Mejor

que la promesa de una primavera que ha de surgir de tu cuerpo mientras fuera todos los que te desconocen se mueren de frío, se mueren de miedo porque no pueden confortarse contigo y sólo tienen la espalda suave de una teleoperadora de veintisiete años que puede hacerte maravillas en el coche pero que afortunadamente no me miraba a la cara. Siempre tú y para ti mi vida es una promesa que no puedo cumplir. Pero no puedo dejar de amarte. ¿Qué hacemos preciosa? No me contestas. Ya sé, no estás aquí ¿Qué hacemos preciosa? Tú tendrás que decir algo, no puedes dejar que yo cometa ese error, no puedes dejar que yo te quiera, no puedes hacerme esa putada, no puedes hacer surgir de ti la primavera y joderme la vida porque no pueda yo hacer otra cosa que quererte. Siempre tú y para ti mi vida. Amarte y vivir no son compatibles. No con la vida que vivo. No me ames. Yo intento no hacerlo. Y voy a intentarlo más aún. Voy a esforzarme todo lo que pueda. Voy a follarme a todas las teleoperadoras, cajeras o paradas. Me acostumbraré a no quererte. Lo he hecho durante mucho tiempo. Aun sabiendo que existías. Voy a dejar de quererte. Voy a estar a tu lado y a no sentir nada. Voy a hacerlo tan bien que nunca habrá siempre tú y para ti mi vida. Seguro que funciona. Seguro que puedo dejar de quererte. Seguro que si miro al techo lo bastante y pienso lo suficiente en ti acabo cansado y te odio y puedo levantarme y darme una ducha y no recordar que siempre tú y para ti vida. 13X21.blogspot.com rbr33@hotmail.com


CANALNOSTALGIA por el Sr. Rossi Queridos lectores, me vienen contando que nuestro colaborador Bill Rayos Beta está muy feliz con la película del Capitán América y por ello va a dedicar un artículo a hablar de ella. Pues bien, desde Canalnostalgia no podemos más que soltar una risotada en su jeta ante su poca cultura cinematográfica, ya que estamos convencidos de que desconoce que en 1990, el vengador de las barras y estrellas, ya tuvo su primera oportunidad en la gran pantalla. Por ello, para dejarle en evidencia, es el momento de traer este bodrio a la palestra y así de paso, los que os hayáis tragado la nueva adaptación, podáis divertiros buscando diferencias. Porque esta peli arranca en 1936, en una Italia fascista muy, pero que muy mala. Allí, el gobierno, en lugar de preguntar a sus súbditos más leales por su prole, seleccionar a un elegido entre varios de un programa o, al menos, buscar al hijo del forzudo del circo, decide secuestrar a un niño cualquiera y asesinar a su familia. Así, por joder. Este niño es entregado a la Dra. Vaselli para que ¡Esto sí es un buen cartel! experimente en él un suero que le convertirá en un supersoldado (fascista, imaginamos). Sin embargo la doctora dice que “pezqueñines, no gracias” y, esquivando disparos en plan Batman, huye de allí dirección a la tierra prometida, esto es, Vietna… ¡Digo los USA! Siete años más tarde, la Dra. Vaselli es la gerifalte del programa, tiene su mansión en Bel-Air y encima el gran gobierno estadounidense la encuentra un voluntario llamado Steve Rogers, un patriota convencido que inicialmente es excluido por padecer polio. Sin embargo, la doctora les convence que la fórmula le convertirá en un superhombre. Pese a las reticencias iniciales, el experimento funciona a la perfección y el nuevo Steve Rogers ya no padece su enfermedad, ha ganado en fuerza, resistencia y agilidad y además el pene le ha crecido varios centímetros y engrosado considerablemente, para agrado de la doctora y algunos de los

enfermeros. Sin embargo, antes de que Vaselli consiga su harem particular, es asesinada por un secuaz de… ¡El niño del principio, que gasta muy mala hostia y odia todo lo americano, como debe ser en una peli de este tipo! Tiene tan mal café que planea lanzar un misil contra la Casa Blanca, pero el gobierno decide enviar a Rogers, con el nombre código de Capitán América, para evitarlo y ya de paso decir al chaval quien manda aquí. La visita europea se reduce al maloso acabando desfigurado y manco y al Capi lanzado en misil para acabar congelado en Alaska. Ni más, ni menos y qué bien lo hemos contado en 2 líneas. Y así pasa el tiempo hasta que llegamos a 1993. En ese momento el presidente yanqui es un perroflauta ecologista que presiona a la industria militar para que se dejen de armas y vivamos todos en una comuna hippie. Los militares se miran entre ellos, se descojonan un rato y… ¿A quién deciden recurrir? ¡Pues a quien va a ser! Al chico italiano, coño, que ahora es un hombretón muy feo que se hace llamar Cráneo Rojo y dirige a una poderosa familia criminal, por lo que también le llaman a veces D. Corleone. Y es que el tipo fue clave en los 60 para asesinar a políticos contrarios a ¡Qué chanante! la carrera armamentística, estando entre sus víctimas Martin Luther King y el querido John F. Kennedy ¡Toma ya! Pero claro, los buenos tienen al Capitán América, que nada más ser descongelado, pilla un VHS de la hija de su ex novia y se pone al día en un momento. De aquí, en adelante, esto: matan a su ex; al marido de su ex; el Capi se enamora de la hija de su ex; encuentran la vieja casa de Cráneo Rojo; también una (¡Oh, sorpresa!) vieja grabación del asesinato de sus padres; utilizan la cinta cuando Cráneo los va a derrotar; Cráneo está ensimismado y cree ver a Pocoyó; el Capi aprovecha y lo tira por un barranco; su hija (¡Oh, otra sorpresa!) termina decapitada con el escudo del Capi; aparecen los Marines cuando ya ha pasado todo; Fin. ¿Os ha gustado? Pues a buscarla en internete, que por ahí anda. Ah, y al igual que en la nueva, no os perdáis los títulos de crédito, que aún queda algo más un ¡No cambiéis de canal y hasta la próxima!


El FABULOSO HOMBRE IRÓNICO… en ¡Coleccionables de Septiembre 4! ¡Eh, tío! ¿Sabes qué es esto?

A veeer… ¿Por fin La última entrega de ”Tira todas tus colecciones a la basura”?

¡No, coño, que terminó en agosto! ¡Este es el nuevo de este año! ¡Y se sale!

No sé de qué me sorprendo …¿Y qué gilipollez es ahora?

”Recicla tus coleccionables” ¡Te enseñan a hacer abanicos, maquetas e incluso relojes con los materiales de otras colecciones!

¡Y yo comprando “Monta un seat panda con motor de ferrari”! ¡A la mierda ya mismo!

por Julio Vegas

UNA VISIÓN DE CONJUNTO...

¡Joputa!


31

canciones y el barman no me va…

No te bajas, de la burra pa bailar un swing conmigo.

A veces las cosas no existen. Lo que no sale en la tele o no sale por la radio no existe. Sobre todo si es música. Pero alguien sin saber cómo lo oye y se lo recomienda a otro que resulta que habla contigo y te dice, mira, tal vez puede que te guste esto que he escuchado porque me han recomendado y no sé, tiene algo. Así pasa con este grupo, El Puchero del Hortelano, tan poco conocidos que hasta es difícil encontrar sus letras en internet. Esta es su canción No te bajas:

No te bajas, mira sé por donde ir para colarnos y subir a profanar el cielo del tocino, las babas y el sudor, para flotar juntos tú y yo, flotar juntos los dos. Y si el amor se va, Y a la hora que es ya no hay princesas ni brujas de las que me pueda enamorar. Y si el amor se va,

No te bajas, mira va a salir el sol, la noche aún pide, a gritos, tener su colofón, su crescendo final, qué te voy a contar, que te puedo contar, que tú no sepas ya. Cuando te lo recomiendan te dicen que se parece un poco a esto, o a lo otro. Y es verdad que hay veces que se pueden ver cosas que recuerdan a Muchachito. Otras cosas que recuerdan a Los Delinquentes. Y eso está bien, sobre todo si, como es mi caso, son grupos que te gustan. Suenan metales. O rumbas elaboradas. Y eso te ayuda a ponerte los discos y ver qué hay ahí.


Pero poco a poco ves que ahí hay mucho más de lo que parece. Los dos grupos a los que hemos hecho referencia fusionan el flamenco o la rumba con otros ritmos. Utilizan instrumentaciones “impropias” o un lenguaje innovador. Eso pasa también con El puchero del Hortelano. Pero estos van más allá. Escuchando sus discos de repente te das cuenta de que estás escuchando algo que no esperabas. Encuentras sin esperarlo unas alegrías bastante canónicas. O unas colombianas (género que hoy día es difícil de encontrar en un disco flamenco ortodoxo). O unos tanguillos (igual que son unos tanguillos o una mezcla No llevamos ná de Los Delinquentes). Pero también puedes encontrar bulerías. Ese gran palo del flamenco actual, en el que van cabiendo tantas cosas que es cada vez mejor. Y sin darte cuenta oyes una copla de las de toda la vida, de las que podría cantar Concha Piquer (Arráncame los ojos, una de sus canciones más famosas, según mi ordenador). O

podemos encontrar reggae. O rumbas. O rock. O casi cualquier música que podamos imaginar. Es decir, que los discos de estos chicos que se juntaron en el año 1998 en la Universidad de Granada, son una gran sorpresa. Porque además de todo suenan bien. Y las canciones se te quedan. Su condición de grupo poco conocido, casi invisible, debería hacer de ellos unos desconocidos. Debería ser muy difícil acceder a su trabajo. Pero han entendido que el negocio de la música ya no es lo que era. Que no se trata de vender un disco. Que el trabajo de los músicos está en tocar. Así que tienen colgada en su web

(www.elpucherodelhortelano.com) toda su discografía a disposición de todo aquel que tenga curiosidad o que ya conozca el grupo y quiera tener las canciones. Sus discos también se venden. Pero el que los quiera los tiene ahí disponibles y puede conocerlos y escucharlos y buscarlos en directo. Ahí es donde tiene un músico actual que ganarse el pan. Y ahí es también donde se divierte. Y donde se ve si de verdad es un músico. O si es una máquina registradora. Desgraciadamente no los he visto aún en directo. Aunque espero que pronto estén los suficientemente cerca como para verlos. Sus temas son comprometidos. Hablan de libertad. De vivir un poco al margen de la sociedad que impone normas de conductas viciadas. Y también, y casi como toda la música en toda la historia, hablan de amor. De amor serio. O de amor como en No te bajas, amor de noche, en la barra de un bar. Porque todo amor es siempre bonito. Rubén Bravo.


SUTERFUGIO CROMADO Google pus vs. Faceboom crash Todo puede resumirse así: Facebook es uno de los inventos más importantes de la Historia. Parecido a la rueda, o a los palillos chinos. Ha generado una adicción a más de 500 millones de personas, y una curiosidad insoportable al resto del planeta. No me toca juzgar aquí lo lamentable o fabuloso que es esto, dejémoslo en un hecho constatable que sí acarrea consecuencias. Dejemos también de lado las repercusiones sociales, más evidentes, y vayamos a las aparentemente periféricas. Estamos justo antes del segundo crack de Internet (primero fueron las .com, el segundo será el crash de las redes sociales). Por su poder, suponemos que la influencia social de Facebook vale dinero y que éste tiene un poderoso modelo de negocio -con un target muy preciso en forma de comunidades, cosa de la que Google carece-. Estas características son demasiado tentadoras como para que la competencia se permita seguir con sus flojos intentos de copar, ni que sea, una parte

del mercado. Facebook está valorado en más de 15.000 millones de € por encima de lo que ingresa anualmente, y en breve saldrá en bolsa. Amigos financieros me confirman que, en efecto, los números no salen, y los inversores van a castigar este precio sobrevalorado tan buen punto pase un mes de su entrada en bolsa. ¿Y qué pinta Google+? Dos cosas. A nivel social, apuesta por la seguridad. Limita mucho más la intimidad y la organización de los contactos, cosa que es especialmente interesante para el usuario medio-avanzado que se da cuenta de que su perfil en Facebook lo ha visitado hasta el último emo del planeta. Y, en el plano económico, Google ya está en bolsa, y tiene un modelo de negocio consolidado. Por lo tanto, no depende únicamente –ni por asomodel éxito de Google+. Eso sí, es la tercera vez que Google se lanza al mercado de las redes sociales. No es que me caiga mal, pero tampoco le deseo suerte. www.vanitydust.com


lAs freaky PORTADAS

by Scott Summers

Queridos lectores, hay momentos en los que las palabras sobran, y este es uno de ellos. Poco podemos decir de los posados veraniegos que os traemos el día

de hoy. Por ello dejamos a vuestro criterio personal la opinión que os produce la visión de estos supers en traje de baño. De izquierda a derecha nos encontramos

Dedicado a todos aquellos que tienen la suerte de estar tirados ahora en la playa.

con Cable y Dominó, antiguos integrantes de “X-Force”, Namor, el príncipe submaino y Frank Castle, el “Castigador” (¡Hoy más que nunca!).


ENSALADA DE PEPINO EN EL COLEGIO FEMENINO by Jizzmaster Zero Ya que el mes pasado hablamos de dos de los actores más importantes del mundo “X”, hoy presentamos a dos de las actrices más queridas del universo pajillero, con gran presencia en foros y páginas de internet. La primera de ellas es Lisa Nicole Piasecki, aunque mayoritariamente es conocida como Tory Lane. Nació en 1982 en Florida, y podría considerarse la niña que toda mami quiere tener, ya que a los 6 años se iniciaba en el ballet clásico. Quizás esto fuera en cierta medida premonitorio, ya que 15 años después volvería a abrirse de piernas (ya sin tutú), para ser ensartada bestialmente por Ben English y Marco en la película “The young and the raunchy” ¿Cómo pasó de estar con el tutú a comer cimbeles alegremente? Por dos razones, principalmente: la primera, que trabajaba en una cadena de bares americana llamada “Hooters”, conocida por sus impresionantes camareras. Allí, viendo las propinas que dejaba el personal solo por verla poner copas, pensó: “¿Y si enseñara las tetas? ¿Y si me desnudara? ¿Y si me comiera un rabo?”; la segunda, que Tory siempre se ha definido como un zorrón. Con estas dos premisas, una cosa llevó a la otra y así terminó ingresando en el mundo del porno. Y una vez dentro, no tardó en dejar claro que su nuevo curro, además, la gustaba. Es conocido el entusiasmo que pone en cada escena, donde lo da todo, y que la ha llevado a ser un referente en varios géneros, destacando el “hardcore”, el anal y el “deepthroat” (se la come hasta la base, vamos). Igualmente destaca por su lenguaje sucio y provocador, y la aceptación de las prácticas sexuales más extremas, lo que la ha

convertido en una de las favoritas del público. Y es que. Como ella misma reconoce, durante su primer año, más que en el dinero o en construir una carrera, todo lo que tenía en mente era: “¡Oh, Dios mío, voy a follarme a Jenna Haze!” “!Oh, Dios mío, voy a follarme a Belladonna!” ¡Que grande eres, Tory! Y si hablamos de chicas que van al límite, entonces no podemos olvidarnos de Karen Christine Catanzaro, pero a la que todos conocemos como Gia Paloma. Californiana nacida en 1984, llevó una vida que diríamos normal hasta que en 2002 decidió mandar a la universidad y sus estudios de sociología y, tan solo un año después, rodaba su primera película dedicarse al cine porno. En poco tiempo se convirtió en una de las grandes estrellas del género “gonzo” (aquel que trata de involucrar al espectador directamente en la escena sexual), lo que la ha llevado a ganarse el título de “reina de las mamadas”. Además, como es bastante guarrona, afirma sin prejuicios que este tipo de escenas “le fascinan y que es su preferencia sexual tanto delante de la cámara como en su vida personal”. Según dice, su intención es asombrar y dejar boquiabierto al mundo con sus extremas prácticas sexuales, y aquí podemos dar fe de que lo consigue. Aparte de su destreza oral, destaca por su actitud sumisa, su disposición anal (siendo estas escenas uno de sus fuertes), y su predilección por el “gang bang”. Dos, tres, cuatro chicos. Los que sean. Para Gia nunca es suficiente y da buena cuenta de todos ellos. Para terminar sus encuentros, una profunda degustación de esperma y a dormir que ya es hora ¡Nos vemos!


HERIDAS ABIERTAS Begoña Leonardo

Carlos pegaba a su pecho aquella fotografía, su refugio, lo que le salvaba de perder la razón para aguantar en el infierno. Cada día era más difícil sobrevivir. El último ataque les había dejado muy perjudicados. Pero tenía la esperanza de que se cumpliera, lo que hasta ahora era un sueño; que le enviaran a casa, que sus heridas sanaran junto a las personas que quería, que adoraba. Mientras, recrearse mirando la foto, era el pasatiempo preferido para olvidar los estragos de esta guerra absurda, a la que había ido por dinero. Cuando me preguntaba, le decía que estaba regular, que un poco mejor, que había esperanzas. Mentiras que se me clavaban como puñales, que me dejaban vacías las entrañas, que envenenaban mi garganta… Y él dándome ánimos, consolándome, cuando todo era irremediable. Hice lo que me dijeron para que pudiera venir cuanto antes, hice cosas que…Bueno, necesitaba a mi marido, al padre

de mi hijo al lado. Los papeles eran interminables, las colas agotadoras, las entrevistas, las firmas de: coroneles, capitanes, comandantes…Todos médicos, con unas carreras civiles y militares que colgaban de las paredes, con un brillo que cegaba. Pero todos insensibles a nuestra tragedia. A su regreso, tan débil. Cuando se enteró se abrazó a aquella fotografía desgastada, como un naufrago. Creí que el dolor lo mataría… -Mi vida, otro hijo nos devolvería la ilusión. -¡Eso es imposible!-gritó desesperado. Me sentía tan culpable. Días y días sin hablarme, la mirada perdida…En la cama no había tampoco la posibilidad de acercarnos, de acompañarnos; mitigar la pérdida. Yo me sentía seca, Carlos ausente, sin preocuparse de sus heridas, de su aseo, de comer, de dormir…Estaba muerto. Salí a la calle sin rumbo. Caminé cabizbaja durante horas… De repente, unos pies diminutos me llamaron la atención. Eran de un niño que sentado en la acera me miraba, con una mano extendida. Sus ojos poseían una tristeza ancestral y el dolor del desamparo se clavó en mi retina. No tenía valor y pasé de largo, pero tras unos pasos retrocedí… Aquella tarde no llegué sola. Carlos no preguntó. Había muchas heridas abiertas que curar. RELATO CEDIDO POR BEGOÑA LEONARDO A CREATURA (MUCHÍSIMAS GRACIAS) HTTP://AQUINOHAYCERRADURAS.BLOGSPOT.COM/ (DAD AL AIRE MI VOZ)


De ruta con Abelius: Babia (León) Ahí es donde estoy yo la mitad del tiempo, o eso siempre decían mis profesores y mis padres. Como allí estaba tan agusto, pues dije, vamos allá y, me plante en Babia, una preciosa comarca leonesa junto a 9 amigos y amigas. Lo de estar en Babia tiene su origen en el Reino de León, ya que es el lugar donde pasaban las vacaciones los reyes y, cuando estaban allí, no se enteraban de lo que pasaba en la corte. Babia es una comarca leonesa, con unos paisajes impresionantes, famosa por la trashumancia, ya que es donde pasaban los rebaños el verano, antes de partir a Extremadura cuando llegaba el Otoño. Estos viajes se están perdiendo, aunque esperemos que no lleguen a desaparecer. En esta ocasión escogimos el pico Montigüeiro (2.197 metros), no Montihuero como se empeñan en decir, eso me confirmo una mujer de La Riera de Babia, pueblo del que parte la ruta. Esto es un ejemplo más de la fuerte castellanización que está sufriendo la zona, alguna palabra más en leones me dijo la mujer, como fierro, furaco, ugüecha, etc. Espero que las instituciones respeten la forma tradicional en la toponimia, no creo que sea algo muy difícil. La ruta empieza muy suave, con una aproximación hacia el pico muy digna de conocer, a través de diversas majadas para las ovejas, aunque ahora estos pastos estén ocupados por vacas y caballos. Una vez finalizada la

aproximación y ya metidos en faena, nos encontramos con una fuerte subida por una ladera que nos avisó de lo que venía después. Una vez superada esa subida, ya empezamos a subir por roca, no se me asusten con esto, en ningún momento hay que escalar, como mucho agarrarse con las manos a las rocas, pero nada serio. Pasado este escollo, breve descanso para superar lo que fue lo más difícil, pasar por unas piedras algo verticales, pero como dije, anda importante. Superado esto, sólo quedaba subir y subir, hasta que por fin, se puede divisar el pico, el eje geodésico y la cruz que lo acompaña, breva bajada para subir otra vez y Voila… Montigüeiro. Desde aquí se pueden observar unos paisajes realmente alucinantes, con la señora de las montañas, Doña Ubiña al fondo, Laciana a un lado, Omaña y Luna al otro, toda la comarca de Babia, algo espectacular. Fotos de rigor y descendimos un poco para comer un bocadillo, que con el esfuerzo que habíamos hecho y las vistas que teníamos, nos supo muy rico. El descenso lo hicimos por otro camino, ya que la ruta es circular. Pasamos al lado de vacas y caballos que estaban cerca de los arroyos, ¡No saben nada! Al llegar al pueblo, nos refrescamos en la fuente, que si no recuerdo mal se construyó en el año 1940 y directos al pueblo de Cabrillanes a tomar una rica cerveza. Una comarca que recomiendo a todo el mundo, que aunque no se suba a ninguno de sus picos, merece y mucho la pena. Buena ruta, buena compañía. ¡Nos vemos en la siguiente! http://abelaparicio.blogspot.com


Mi rincón favorito

El viernes día 12, en la carpa “Future Stars”, Guadalupe Plata brillaron. Beben de buenas fuentes : Pussy Galore, John Spencer Blues Explosion…

Rob Fleming

Sonorama 2011

Un festival con encanto y aroma a buen vino, un Ribera de Duero. Sex Museum.

Lo mejor del jueves día 11 de agosto. Posiblemente la mejor banda de rock española de todos los tiempos (con permiso de Leño, Burning y Los Enemigos). Grandes los madrileños.

2 bandas y un destino: Los Coronas y Arizona Baby ,

ofrecieron un concierto rotundo. David Krahe es posiblemente el mejor guitarrista de rock que hay ahora mismo en España, su fender es estratosférica.


<<Rino çerose>> , banda francesa inclasificable, sonaron potente y con un directo impactante, para cerrar el sábado día 13.

Ese mismo día en la carpa “Future Stars”. L üger , banda madrileña de rock progresivo. Sonaron a los primeros Pink Floyd, los de Syd Barrett; y a Hawkwind el primer grupo de Lemmy el de Motorhead. Rock espacial y psicodélico poco practicado por las bandas españolas. Habrá que seguir a esta banda madrileña.

Domingo día 14, y último del Sonorama; el plato fuerte del festival estaba a punto de llegar, y no era el único concierto que iban a dar este año Amaral (presentado su último disco). Que era entonces, pues la única actuación en España de los escoceses Teenage Fanclub , la banda de Pop pluscuamperfecto, y con permiso de Wilco, la mejor banda de pop de los últimos 20 años. Y acabó el Sonorama, 4 días de música en directo, buena fiesta y buen vino. Que el aroma os acompañe. Rob Fleming desde Aranda de Duero, un d ía de agosto.


Lo que el ojo no ve Narcóticos Noemí Benito

Cuando me di cuenta de que toda mi felicidad dependía de Juan, supe que estaba jodida. ¿Cómo era posible pasar de planeta a satélite por un pedazo de carne neurótico y egoísta? Él era un cepo: cuanto más luchaba por escapar, más me enganchaba en sus espinas. Tantas veces me había dicho que le iba a dejar, que ya no me lo creía ni yo. Me levanté de la cama sigilosamente para marcharme sin despedirme, pero se despertó. Me agarró de la muñeca con esa mezcla de fuerza y dulzura que me hacía perder la razón y, antes de que pudiera decir nada, ya me tenía

atrapada entre sus piernas, explorando con su boca mis pechos con avidez felina. Él nunca tenía prisa entre las sábanas, eso era lo que me hacía olvidar todo y perderme en su zozobra una y otra vez. De aquel sexo tan espectacular no había escapatoria, el mundo se detenía o giraba al son de sus besos; moría y resucitaba, rozando el paraíso en cada embestida. Fuera del territorio del deseo yo era una mendiga que suplicaba una limosna de ternura. Tenía que echarle de mi casa y de mi vida, no había otra opción. Las palabras eran inútiles; ya no me creía porque era consciente del grado de mi adicción a él. El plan era arriesgado y la valentía no era una de mis cualidades definitorias. La tarde que, después de tres orgasmos grandiosos, me abandonó en la cama y se marchó a trabajar sin darme un mísero beso de despedida, urdí mi plan. La desesperación es osada e inconsciente así que hice la llamada en ese mismo momento sin que Juan me escuchara, sin remordimientos. Pedro, un compañero de trabajo, se puso eufórico al escuchar mi propuesta. Dos


años y tres meses de cortejo-acoso por fin le habían

puesto todas mis esperanzas de éxito en el orgullo de

dado resultado. Me dio cierta lástima, pero él sólo era un

macho ibérico que latía en Juan. Su carácter rencoroso,

daño colateral necesario al que compensaría en algún

verme con otro, le echaría de mi vida. Más allá de eso,

momento. Por fin, quedamos a cenar en mi casa el jue-

no había pensado nada. Llegó al salón antes de que pu-

ves, no podía fallar.

diera esconder las evidencias de mi mezquina traición.

El miércoles me compré un vestido rojo lujuria, el más

Todo fue tan rápido que no pude moverme, hablar ni

evidente que encontré. Al día siguiente preparé mi me-

respirar. Juan le asestó un puñetazo a Pedro dejándolo

jor repertorio culinario y un postre igual de obvio que el

inconsciente en el suelo, me miró con todo el odio que

vestido. Cuando abrí la puerta, Pedro no pudo disimular

cabe en un segundo y se marchó.

su sorpresa; incluso, se sonrojó levemente. Empezamos

Reaccioné justo a tiempo para recoger el guiñapo que

a cenar y, mientras yo no podía dejar de mirar el reloj,

era Pedro. El pobre no entendía nada, sangraba por la

Pedro no podía dejar de mirar mi escote. Yo había calcu-

nariz y me miraba lastimosamente. Una mezcla de alivio

lado que Juan llegaría durante el segundo plato, pero

y ternura comenzó a nublar mi entendimiento. Lo había

cuando serví la fondue de chocolate y fresas y aún no

conseguido, me había extirpado a Juan. La euforia fue

había aparecido, comencé a ponerme nerviosa. Juan,

abriéndose paso en mí y me dejé llevar, besé a Pedro,

que siempre era exasperantemente puntual, se retrasa-

que me parecía tan encantador en ese momento que no

ba, precisamente hoy.

me pude resistir. Antes de que me diera cuenta, estába-

Estaba comiéndome la segunda fresa cuando, de repen-

mos en mi cama, en unas sábanas que pronto perderían

te, sonó la cerradura. En ese instante me arrepentí:

el olor a Juan y descubriendo talentos en Pedro embria-

cómo había podido pensar que saldría bien… Había

gadores e insospechados.


Agenda cultural Septiembre 2011

Imagen del mes

Cine Como el panorama está como está, una buena idea es siempre

poner lasexta3 , canal de televisión en abierto que emite películas a casi todas las horas. Un reciente ciclo de Billy Wilder, o permitir que volvamos a ver películas como Centauros del desierto es algo que hay que aplaudir. Clásicos

Jaime Gil de Viedma. Recientemente Círculo de Lectores ha editado su obra poética acompañada de una obra en prosa. Buscad cualquier libro suyo. Sus poesía está llena de cotidianeidad, llaneza, pero también de talento y preciosismo. Eventos

Acabadas ya las fiestas en nuestro entorno cercano, veréis que algunos de nuestros establecimientos se toman un merecido des-

Un hombre tímido. Eso parece Hugo Silva. Por su voz. Por su for-

canso. Pero será corto. Sigue acompañándonos . Sin ti nuestros

ma de hablar. Por su forma de mirar. Pese a ello es actor y sus pa-

todas hay eventos continuos de los que informamos en el blog, fa-

ces tira de pistola antes que de otra cosa. Se hizo famoso en la te-

tán todas las opciones.

contrario al amor. Además es la estrella de un anuncio de yogures.

establecimientos estarían vacíos y nadie cogería un Creatura. En

peles son los de protagonista. Los de macho alfa que muchas ve-

cebook o twitter. Síguenos allí, y mira en la página central allí es-

levisión con Los hombres de Paco y ahora triunfa en el cine con Lo

Eterno en las carpetas de adolescentes no dejará de parecer nunca un tipo que no sabe bien qué hace ahí. Rubén Bravo.


Creatura Nº 68 Septiembre 2011  

Fanizne Creatura Numero 68 Septiembre 2011

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you