Issuu on Google+


KEBRANENTREVISTA PEJO

expresarme. Patti Smith dijo que el sitio de la baska no es en primera fila, sino encima del escenario, así que el punk hizo posible que me pusiese a ensayar los rudimentos de la batería y en menos de un año estaba grabando mi primer Lp. Vi a mi padre (que era un simple camionero) En este número del dibujar maravillosamente un arquero romano de aquellas fanzine, se presenta ante láminas de Emilio Freixas sin darle la menor importancia y todos ustedes un músico, me quede impresionada porque nunca se había tirado el un dibujante, un pingüi de aquello y me puse manos a la obra. superviviente de la Me gano la vida como diseñador gráfico editorial desde movida, un artista total, hace 31 años, hago música con mis amigos cuando nos uno de los ardores de apetece y dibujo para amigos y por gusto. Polanski, o, simplemente Pejo es el hipocorístico de Pedro José, soy hijo único, Pejo. Para todos ustedes. sagitariano del 10 de diciembre de 1.954, el año que nació el rock&roll. He vivido en Madrid, Sevilla y El Escorial. P. Sabemos que eres Tengo un hijo de casi 11 años llamado Marino y he músico y dibujante, pero participado en varias exposiciones colectivas con Ceesepe, dinos a los creaturos El Hortelano, Montxo Algora, Agust, Quique Santa y quién es Pejo Carrasco sobre El Comix Passota y marginal, he dibujado para Bazofia, Diario Desarraigado, P' alante, Carajillo R. Para mí la música es la Vacilón, Cascorro Factory, MMMUA, Ajoblanco extra más mágica de las bellas artes y el dibujo la forma de PREMAMA, La Cochu, Graffiti, Disco Express, Chapa representar mis sueños y pesadillas, amo ambas artes y Discos, El Urogallo, Demanda, PICM, Panorama, por eso nunca quise hacer concesiones con ellas, preferí Microhobby, English Press, Ariola, etc, etc, etc. dedicarme profesionalmente a otra actividad que no me hiciese pasar jamás por aquello de "prefiero una melodía P. ¿Que fue lo mejor y lo menos bonito de aquella más comercial" o " cámbieme ese fondo de color rojo por "movida"? uno de tono pastel". Así no me considero ni músico por haber tocado la batería o la trompeta, ni dibujante por R. Lo mejor es que fue espontáneo, pasamos del gris al haber hecho ilustraciones e historietas de la misma manera neón de color rosa y aunque las cabezas visibles eran casi que no me considero chofer aunque conduzca a menudo. todos pijos, la mayoría de los que estábamos en "la Pero necesito la música para vivir y el dibujo para movida" éramos chicos de la calle con mucha ilusión y


ganas de ser libres y ligar. Lo peor es que muchos de aquellos jóvenes airados han envejecido fatal y han devenido unos hijosdeputa machistas y rancios que sólo buscan figurar y un trozo del pastel, deberían hacérselo mirar o momificarse más pronto que tarde P. ¿Cuáles han sido tus referentes tanto en la música como en el dibujo? R. En Música, TODA, excepto la ópera, Queen, Morrissey, Culture Club y Curiosity Kill the Cat, de los que abomino así como de la mayoría del indie español con Russian Red, Rosenplasten y similares a la cabeza. Principalmente me gustan Marc Bolan, Humble Pie, R.Stones, Who, Dr. Feelgood, The Kinks, Lou Reed, Tom Waits, Joe Jackson, Psychedelic Furs, Derribos Arias, Rubén González, Mulatu Askate, Donna Summer, Can, King Crimson, The Meters, Keziah Jones, Prince, Chris Spedding, J. Airplane, Rory Gallagher, Clash, Patti Smith, Cachaito, Manu Chao, P.J. Harvey, Neville Brothers, Dr. John, Marisa Monte, Vainica Doble, Ray Heredia, Burning, Compañía Eléctrica Dharma, Pau Riba, Sisa, Triana, Lole y Manuel, Los Enemigos, Les Rauchen Verboten, Corcobado, Young Disciples, Fatoumata Diawara, De la fe y las flores azules, Baba Zula, Smadj, Brand New Heavies, Grandmaster Flash, Maite Martin, Las Migas, Leila Arab, Fever Ray, The Knife, etc. etc. etc. muchos.

Del resto del mundo: Moebius, Boucq, Berni Wrightson, Peter Pontiac, Mattotti, Frank Miller, Willemin, Hugo Pratt, Liberatore, Giardino, Rick Griffith, Rand Holmes, Mike Kaluta, Gilbert Shelton, Robert Crumb, Adam Hugues, Guy Pealert, etc. Casi todos de la línea "chunga". Tintín me pareció siempre un soso y la línea clara, una mariconada (con perdón para los gays) P. ¿En cuántos grupos has tocado a lo largo de tu trayectoria y de cuál guardas mejores recuerdos?

R. En Polanski y el Ardor, Decadencia (sólo ensayé un par de veces), Qué es el Optimismo? (otro tanto), Pique Nique y Malicia Cool. Además de con Malicia Cool donde tocaba con la gran Alicia Navarro "la Mali" guardo buen recuerdo del pasado En dibujo, de España el maestro Sanchís, Ibáñez, de Polanski (nos trataron jodidamente mal), no así del Vázquez, Ceesepe, Agust, Supermaño de Calvo, El presente, porque los otros polanskis han envejecido muy Hortelano, Max, Martí, Miguelanxo Prado, Gallardo, Das mal y no tienen ya nada que ver con aquellos jóvenes Pastoras, Eguillor y Andrés Rábago (El Roto, Ops, Jonás). íntegros, fuertes, radicales, arriesgados e intensos que


fuimos, así que no mantenemos ninguna relación. Nos han intentado reunir en un par de ocasiones pero ya no tenemos mucho que ver como seres humanos y jamás estuvimos en esto por la pasta como para rejuntarnos a hacer caja como otros. Aunque siempre nos quedará la espinita de no haber podido grabar lo que hubiese sido nuestro segundo disco con un puñado de temas increíbles

P. Y, por último... ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la U.R.S.S.? R. Me haría ruso y sacaría a las Pussy Riot del talego: "NO PASARÁN" No, no, no, no, no es posible, se ha averiado mi respuesta flexible y el Air US se ha vuelto loco y no me quiere llevar al Orinoco. ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la URSS? ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la URSS? ¿Qué harías tú...? ¡No sé!

P. Coméntanos alguna anécdota relacionada con tu No, no, no, no, no tengo novia, época de POLANSKI Y EL ARDOR. y no me mola el pacto de Varsovia. Ese señor me tiene gato R. Hay miles, la mayoría inconfesables y jugosísimas, y no me mola el tratado de la NATO. muchas otras que implican a terceras personas así que, aunque soy muy cotilla. Me voy a cortar por respeto. ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la URSS? Os puedo comentar que la mañana que fuimos a registrar ¿Qué harías tú en un ataque preventivo de la URSS? el nombre, donde la propiedad intelectual, nos tocó en ¿Qué harías tú...? suerte una funcionaria cinéfila que nos tiró para atrás la solicitud con el nombre del grupo porque no teníamos permiso de Roman Polanski para usar su apellido, así que lo tuvimos que registrar con "Y" y así salió publicado: Polansky y el Ardor, aunque para nosotros siempre fue Polanski


LA DONACIÓN II

men de la música para tranquilizarse ambos, después de lo que ha estado a punto de ocurrir. (Cuento de Fantasía-Terror) Javier va recobrando confianza, olvida lo que acaba de suceder, y casi acariciando con la suela del zapato el pedal del acelerador, poco a poco aumenta la presión hasta que divisa unas luces azules parpadeando frente a ellos. ORIGINAL DE RALPH BARBY -Un control de policía -levanta levemente el pie del acelerador-. Esta vez no me cazan. Javier sigue hundiendo con firmeVe que le hacen señales luminosas para que pase al arcén y se deza el freno. El ABS propaga toda su tenga. Puede ver dos vehículos policiales con sus luces encendidas vibración por el cuerpo masculino parpadeando en la noche con destellos muy visibles a distancia. Jamientras un ruido escalofriante vier observa a los dos agentes que se acercan a la ventanilla de la escapa de las ruedas. De pronto, portezuela que él libera del cristal pulsando el botón corresponcuando ya todo parece inevitable, diente. se interponen los grandes pilares -¿Qué ocurre, agente, algún accidente? de un puente de hormigón armaEl policía le saluda llevándose levemente la mano a la visera de la do. El coche se detiene. Apenas a gorra. unos centímetros delante del mo-Buenas noches, haga el favor de apearse. rro del coche se yergue el gran pi-¿Apearme? Sólo he bebido una copa para la cena, no hay problelar de hormigón que sostiene el mas. viaducto que cruza la autovía por -Por favor, salga insiste el agente. encima. Javier obedece resignado. A su lado, Ariadna no dice nada. El agenJavier suspira, se inclina sobre el te le ordena con voz suave pero firme al tiempo, dispuesto a no devolante. jarse convencer: -Por los pelos -resopla sin mirar a - Pónganse de espaldas y las manos atrás. Ariadna que se ha quedado con Reticente Javier inquiere: los ojos muy abiertos, casi saliéndosele de las órbitas, la novela de -¿Qué pasa, agente, que prueba me van a hacer? Le juro que no llevo Lovecraft ha caído sobre su regazo. -Tranquila, no ha sido nada, por drogas. poco, pero al final he podido frenar a tiempo, hay una mancha de Sin que pueda evitarlo, unas esposas de acero se cierran en torno a aceite y si nosotros nos hemos librado, puede que otros no tengan sus muñecas dejándolo sujeto y vulnerable. tanta suerte. -¿Qué hace, por qué me detiene? Yo no he hecho nada, no iba a muPone la marcha atrás para alejarse del gran pilar del viaducto y lue- cha velocidad, tengo mis derechos, ¿de qué se me acusa? go, con suavidad, retorna al asfalto de la autovía. Javier piensa que Es empujado hacia uno de los vehículos policiales. Un agente abre Ariadna estará muy molesta por lo sucedido, pero si ella no le rela portezuela y lo empujan hacia el interior evitando con una mano procha nada, lo mejor será no hacer comentarios. Aumenta el volu- que se golpee la cabeza. En situación incómoda, Javier trata de ver a


través de los cristales que están protegidos por tela metálica. -¡Oigan...! Mi compañera, tengo que llevarla, no se puede quedar sola en el coche. -No se preocupe por ella -replica el agente que lo ha esposado y metido en el coche policial y que ahora se sienta al lado del conductor. En tono más bajo le dice confidencialmente a su compañero que ya está dándole a la llave de contacto para poner el motor en marcha: Ya tenemos el pardillo que buscábamos. Javier, a través del cristal y la rejilla de la luneta posterior, ve alejarse las luces de xenón de su potente coche de alta gana que se ha quedado quieto con Ariadna en su interior. Muy nervioso, trata de averiguar lo que sucede, pero los agentes no parecen dispuestos a darle información, son dos coches policiales que ruedan veloces por la autovía hasta que salen de ella adentrándose en una estrecha y solitaria carretera comarcal. Reducen la velocidad, pero siguen su marcha adentrándose más y más en una oscuridad que los faros halógenos tratan de deshacer. El trayecto comienza a ser más largo de lo que en un principio ha supuesto Javier, la noche se le hace más siniestra. ¿Adónde le llevan?, se pregunta cuando por los botes que da el vehículo deduce que han salido de la estrecha carretera para introducirse por una pista vecinal sin asfaltar. -Eh! ¿Adónde vamos, adónde me llevan? -Tranquilo, ya estamos llegando- responde el agente que en todo momento se ha dirigido a él. Al fin, los coches se detienen, le abren la portezuela y hacen salir a Javier. Nota el frío en su rostro como una súbita bofetada. Los faros de los coches iluminan unas ruinas, algo que parece una ermita o una pequeña edificación fortificada, medio destruida. -Camina -ordenan mientras le empujan. -¿Qué es esto, dónde estamos? -Pronto lo verás -le dicen. Vamos abajo a la cripta. Javier más que inquieto, asustado, en medio de la noche fría, esposado y rodeado por los cuatro agentes, trata de negarse.

-No, no voy ahí abajo, nada de criptas. ¿Quiénes sois, a qué jugáis conmigo? De pronto, siente que todos los pelos de su cuerpo se le erizan de miedo, su vista pasa de un rostro a otro de los cuatro hombres uniformados y cae en la cuenta de que los cuatro rostros son iguales, como cuatro gemelos monocigóticos que le sonríen al tiempo, malignamente. Espoleado por el pánico y en una acción absurda por las escasas posibilidades de éxito que tiene, echa a correr hacia la oscuridad de la noche, hacia la nada. Uno de los extraños y clónicos agentes le hace la zancadilla y cae al suelo sin poder mitigar el golpe con sus manos que siguen esposadas a su espalda. El dolor en el rostro se le hace insoportable, pero este dolor solo es el preludio de una horrorosa sinfonía que jamás hubiera deseado oír. Los cuatro agentes, armados con sendas porras de cuarenta centímetros, comienzan a golpearle sin piedad. Los porrazos dados con profesionalidad de verdugos experimentados golpean dolorosamente sus rodillas, sus codos, sus hombros. Las porras buscan sus huesos y cada golpe parece multiplicarse, son como descargas de miles de voltios. Javier más que gritar aúlla de dolor y suplica piedad. Cesan los golpes y uno de los agentes, a Javier le da lo mismo cuál sea, pues los cuatro tienen el mismo rostro, silabea: -Te hemos cazado, hijo de puta, sabemos que ibas a doscientos cincuenta cuando la velocidad máxima permitida es de ciento veinte, corrías a más del doble, te hemos cazado. Creías que te ibas de rositas, pero ahora verás la putada que te vamos a hacer. CONTINUARÁ...


ENSALADA DE PEPINO EN EL COLEGIO FEMENINO by Jizzmaster Zero Que ridos amigos onanistas, desde que prolife ran las reuniones de tuppe rsex los hombres estamos cada vez menos solicitados por nuestras habilidade s amatorias que son reemplazadas y, en muchos casos, supe radas por e normes falos de silicona que no se cansan, no paran y además vibran. Esta lamentable práctica ha llamado nuestra atención y nos hemos puesto a la tarea de conoce r cómo son y qué hacen es tos odiados (pe ro amados y saboreados por e llas) cacharritos. Y lo prime ro de todo e s distinguir dos tipos: los vibradores, como su propio nombre indica, tie nen un motor y vibran, mie ntras que los dildos no vibran y se usan e n la pe netración. Esto lle va consigo una doble subclasificación: a) Capacidad de trabajo, ya que los prime ros no solo pene tran sino que además estimulan las zonas e rógenas m ientras que los segundos solo e ntran y salen (bueno, en algunos casos, ahí se quedan hasta que te lle van a urgencias); b) Resistencia motora: Los vibradores ne ce sitan pilas (aunque cada vez son más los modelos con bate ría de litio re cargable , para no tene r que inte rrumpir nuestro place r y bajar corriendo al chino a comprar unos cuantos paque tes de pilas con la cara descompuesta y e l orificio chorreando de place r) Otra dife rencia radica e n e l tipo de consumidor que seamos : clitoriano, vaginal, anal, o nuestro favorito powe r-duo: El anal/vaginal. En cualquie r caso, nuestras vaginas y esfínte res disfrutaran de su debido empalam iento de látex . Ligado a e llo apare ce otra importante caracte rística como es e l tacto, porque no

es lo m ismo me te rte por el culo una zanahoria que un pepino, y por ello en e l me rcado encontramos desde suave s calippos rosados a rugosos y estriados corne ttos de chocolate ¡Ahí cada uno/a en su place r y disfrute ! Finalmente es de rigor e l valorar la e lasticidad y capacidad de nuestros horm igueantes aguje ros y aquí entra en juego el tamaño y dimensione s de estos falos artificiales. Por un lado, hay quien valora e l grosor de l aparato en de trimento de su alcance inte rno, de rramando jugos al sentir su vagina o su re cto expandirse hasta pe ríme tros físicamente imposibles. Por otro, están los adictos a longitudes kilomé tricas, prácticamente inve rosím ile s, que a vanzan por e l ano hasta prácticamente tocar la garganta , sin importarles que e l cilindro no supe re e l ancho de l cue llo de un te rcio. Y finalmente , están aque llos que desconoce n e l mie do y no temen se r ensartados con he rramie ntas descomunales que son capaces de re colocarte todos los órganos inte rnos con solo introducir una te rce ra de sus parte s. En de finitiva, Goliats de caucho preparados para dar place r hasta a un e le fante. Como despedida, valorar dos clásicos que pare cen habe rse olvidado ante esta avalancha de pollas de goma: El inim itable y placente ro “fist fuck ing”, donde un simple puño e s capaz de conseguir los más tremendos orgasmos; y nuestro favorito: e l curioso hámste r que avanza, le nta, pe ro inexorablemente desde e l re cto hasta lle gar al estomago, donde se rá dige rido debidamente.


EL NUEVO ESTADO (ESBOZO DE ODIOS) Pequeño Lemming

Me he encontrado tus lágrimas en una lata llena de moho. Estaba en un armario viejo y alcanforado. En ocasiones hicimos el amor en la mesa desvencijada que hay entrando a la cocina. Tu silencio después de hacerlo era algo más que explícito. Ciertamente acusador diría yo. Me exigías

más de hora y media de adoración. Y yo solo podía chisporrotear velozmente como la madera seca que ardía en la chimenea que tu madre tenía en la vieja casucha de la afueras. Solemos creernos más importantes que esta guerra que provocamos. Ya no nos importan los miembros sangrantes de los heridos. No nos importa el sufrimiento, ni los sueños que ahogamos en sangre. La Arcadia que imagino el líder no nos sonaba a Orwell ni a Bradbury porque no los leímos. Nos sonaban a la mierda que vomitaba la televisión a todas horas. Nos hacía entrecerrar los ojos y crepitar ansias hacia adentro. Saltaban y aparecían los fusiles para lanzar fuegos artificiales de días mejores. Allí nos sacudíamos pesados yugos que nacían y agonizaban en nuestra imaginación de enfants terribles. La última vez que nos besamos la boca nos sabía a humo. En las principales autopistas de peaje se hacinaban miles de vehículos en éxodo bíblico. Los prohombres del régimen brindaban con champán de la tierra. Y escupían bilis que se convertía en el nuevo rocío mediático. Amanecer de la nueva Tierra Prometida. Pero después de ese último beso llegaron los empujones. Las noches desveladas. Llegaron los


uniformes improvisados y las paredes derrumbadas. El olor a quirófano en la calle. El crujido de los dientes que se parten allí dónde la gente había visto enormes partidos de fútbol. En el córner de las estrellas donde ahora se posaba un nido de ametralladoras sobrecalentado. Avanzamos a hurtadillas tras la voz poco épica de un capitán de fusileros voluntarios (voluntarios so pena de muerte del consejo de guerra). Ordena “al suelo” y “atentos” con una voz afeminada muy poco marcial. Le gustan bastante más las pollas que las ametralladoras. Yo preferiría estar en los viejos burdeles de los barrios del casco antiguo. Al menos dormiría calentito y comería pescado del puerto. Ya nada es lo soñado. Lo soñado se ha enfangado. Todo ha muerto en la avaricia intensa de los hombres orondos que nos empujaron al acantilado. Los hombros me pesan. Tus pechos perfectos. Tus labios. Me ahogan. Me hunden en la nostalgia de los tiempos pasados. De los tiempos fusilados por imperativo de las nuevas leyes. De este nuevo estado aciago que se alimenta de los odios y de la calidez de la sangre que se derrama, se enrosca y se mezcla con las lágrimas en malicioso y excelso cocktail. Me recuesto tras la barricada húmeda con el dulzón aroma de la pólvora llenándome los pulmones.

Hombres inútiles que no quieren amar. Hombres que olvidaron el juntos por el egoísmo personal detrás de un fusil calado con su bayoneta. Afiladísima. Reluciente. Cortante. De la tierra se eleva el polvo y el dolor. Por la noche todo el mundo musita palabras de reproche que se sumergen en alcohol barato para espesar los odios antiguos. Entelequias que se van durmiendo. Me quedo tumbado de costado. Mirando a una cocinera de pechos generosos. Yo si que odio a los que vinieron de arriba echando mierda a los que soñábamos en paz. Solo quiero empujar a la cocinera y llenarle el alma de besos, de saliva dulzona, de amor desquiciado. Es la única respuesta para suicidar la megalomanía estúpida de los dueños de las mentiras. Pegarme un tiro en la cabeza y esparcir mis sesos por los malditos rincones de esta maldita tierra de ególatras que se creen dioses. Hoy se pone el sol. Que nadie os venda paraísos multiformes porque solo existen aquellos que vuestra eléctrica cadencia cerebral haga suyos. Hoy se pone el sol por la mañana. La cocinera se reprieta los senos. No le aguantaría ni un asalto. Pero sería el sexo de mejor calidad de mi corta vida. Lleno del sentimiento de crear entre tanta destrucción.


13 x

21 Ansiolíticos Rubén Bravo

Las notas están por todas partes. Llevan escritas frases sueltas. Incoherentes. No podrán ser unidas. Ansiolíticos va ser un libro sobre el amor. En el concierto de Toledo suena Lady Madrid. Yo recuerdo la lengua suave sobre mi lengua. En el concierto de Toledo Julio está apoyado en la barra. Las pastillas son rojas y blancas. Este es un amor tranquilo. La lengua suave. Nos metemos en un aula vacía y yo recorro tu cuello con mi lengua fea y

larga. Más bonita que ninguna. El amor es una alucinación. Todas las notas están escritas en rojo, con un rotulador de los que nunca uso para corregir. Invento lo que vivo. Ansiolíticos va a ser un libro sobre el amor. Y las pastillas rojas y blancas. La ausencia se me agarra al corazón y me lo agita como tu pelo al bailar. Tus vaqueros amarillos y tus ojos pequeños. Julio sigue apoyado en la barra. Tu lengua es suave y tus palabras lo son también. Pronuncias mi nombre. Por fin. Las pastillas rojas y blancas me adormecen lentamente. Tu lengua suave me despierta dulcemente. Las notas están escritas con una letra que no puedo entender. Invento tus vaqueros amarillos. El aula vacía. Mi lengua en tu cuello. Tu lengua suave. Invento que no hacemos mucho ruido cuando cerramos la puerta. Intento no despeinarte. Lady Madrid suena al final del concierto. Y tu lengua aparece en mi boca. Julio no se mueve de la barra. Yo no dejo de morder tu cuello. La invención de tu amor. Yo te llamo Lady Madrid y tú te ríes de mis tonterías. Otra vez. Te hago reír. Veo tu lengua suave. Invento la vida. Tu vida. A ti no te hace falta la perfección. Te hago reír para ver tu lengua suave que me provoca una


erección. La elección es sencilla: escribo o exploto. No quiero escribir. Exploto en mi coche. Kilómetro 37. Las pastillas rojas y blancas son pequeñas. Mis manos son enormes. El rotulador rojo deja otra nota. Tú merecerías un unicornio. El cuerno de un unicornio. Tu lengua suave roza mi cuello. El cuerno de un unicornio. Lo digo otra vez. Tu lengua suave roza mi cuello. Tiro de tus vaqueros amarillos. Mis manos son enormes en tus pechos pequeños. Ansiolíticos va a ser un libro sobre el amor. Tú merecerías un unicornio. Lady Madrid suena durante horas. Sentado en un sofá. Julio está bailando y todos nos reímos de él. Pero Julio también está apoyado en la barra. Y bebe. Vodka con naranja. Es muy difícil morir de amor. Y yo no lo estoy intentando. Sigo siendo joven para la muerte. Es muy difícil morir de amor. Es muy difícil escribir de amor. Ansiolíticos va a ser un libro sobre el amor. Todas las palabras de amor ya han sido dichas. Rebusco entre montañas de palabras de amor. Reescribo palabras de amor. Reciclo palabras de amor. Meto la mano por las rendijas de tus vaqueros amarillos. Dices palabras en inglés. El cuerno de un unicornio. Me rió de las palabras en inglés. Y las repites más alto. Las palabras en inglés

suenan dulces en tu lengua suave. Escribo un libro de amor hecho de notas escritas en rotulador rojo. El papel tiene fondo blanco. Las pastillas son rojas y blancas. Ansiolíticos va a ser el título del libro. No distingo bien. Tus vaqueros amarillos y tu vestido blanco. Vodka con naranja. Botellas de agua mineral. Manchas de tiza en la espalda. Marcas de tu lengua suave. Tu nombre. El unicornio que mereces y su cuerno. Escribo. Exploto. Confundo. No es invención. No es real. No voy a repetir tu nombre. Lady Madrid termina y conduzco por Carranque cuando todos duermen. Julio no está. Escribo ansiolíticos. No tomo pastillas rojas y blancas. Invento. Miento. Invento. Miento. Escribo. El sonido desagradable del rotulador rojo sobre el papel blanco. Pelos de punta. El sonido dulce de tu lengua suave. Este es un amor tranquilo. Escribo. La frustración y la felicidad se mezclan y consiguen equilibro. Tú eres la felicidad. Tú la frustración. Escribo y no exploto. Conduzco y no exploto. En un nota roja escribo Lady Madrid. En otra vaqueros amarillos. En otra lengua suave. No voy a escribir esto. Ansiolíticos va a ser un libro sobre el amor. Sin las pastillas rojas y blancas.


El FABULOSO HOMBRE IRÓNICO… en “Si vas a Brobdingnag… … no te QUEDES SIN APUNTARTE A un bukkake.

por Julio Vegas

UNA VISIÓN DE CONJUNTO...

¡Universal asshole!


31 canciones Rubén Bravo Es todo lo contrario a “He estado tan solito, hasta que te he encontrado”. Es estar solito, pero solito ahora que te has marchado. Y no dudo que al escribir lo primero, se pensaba en lo segundo, en este estribillo “So lonely, so lonely, so lonely, so lonely, so lonely...”

Well, someone told me yesterday That when you throw your love away

You act as if you don't care You look as if you're going somewhere But i just can't convince myself I couldn't live with no one else And i can only play that part And sit and nurse my broken heart So lonely So lonely So lonely Now no one's knocked upon my door For a thousand years or more All made up and nowhere to go Welcome to this one man show Just take a seat they're always free No surprise no mystery In this theatre that i call my soul I always play the starring role


So lonely So lonely So lonely I feel so lonely Y es así, tan solito. Eso dice todo el rato, casi dos minutos de estribillo final, de lamento final, porque te has marchado. Y desde que te has marchado todo es distinto. Intentamos que no parezca así. Intentamos hacernos los duros. Intento parecer una piedra, y que tu amor o el amor de otra me da igual. Y que el hueco que hay en mi casa y en mi corazón es insignificante. Pero no puedo convencerme ni a mí mismo. Eso le pasa a Sting en esta canción. Eso le pasaría a casi cualquiera. Fingiré hasta que no pueda fingir más, porque no voy a decir que desde que te has ido estoy tan solito. Tan solito que nadie llama a mi puerta, y tan solito que nadie se sienta a mi lado en casa, todos los sitios están libres siempre, sobre todo el tuyo, el que tú ocupabas.

Tan solito. Tan solito. Tan solito. Estos tres chicos ingleses, extraños en Nueva York, juntaron unas cuantas buenas canciones al final de los 70 y principios de los 80. Hay quien dice que eran un grupo de Reggae. Y muchas canciones, tal vez por contaminación, suenan así. Y sobre todo lo demás, tú te has llevado lo mejor, el misterio y la sorpresa. Y quién quiere vivir sin sorpresa ni misterio. Quién quiere días iguales, haciendo lo mismo, jugando al mismo juego, al que siempre juego tan solito. Tan solito. Tan solito. Tan solito. So lonely. So lonely. So lonely.


ES HORA DE HABLAR DE SEXO CHRISTIAN BERTOLO

países intervenidos traen por la mañana a primeras horas... durante las cumbres políticas de extrema importancia para el futuro de la comunidad internacional europea. como es tan temprano para ellos, sus ojeras y el olor a sudor nuevo que van destilando desde los cuellos de sus camisas, los envuelve en un aura de despreocupación completamente ajeno a la dura situación que atraviesan sus votantes, los ciudadanos de a pie caídos en desgracia de sus países de origen. es muy mal rollo, los colegas del mediterráneo apestan a rayos. este desagradable hábito de no cepillarse los dientes después del desayuno, es el más destacable y detestable hándicap de entre todos los que nos dificulta esto de la libre conversación entre

"la única barrera que nos impide la libre interpretación de nuestras sanas intenciones de sacar a Europa adelante, es el mal aliento que nuestros colegas ministros de economía de los

representantes de los países confederados para dar con la solución a la crisis de la mejor y mas justa manera, aparte de los idiomas, porque dentro de los objetos determinantes que depararán los destinos económicos de la zona, no solo están la


buena conducta de los políticos y los pagos en término de los toca. deberían saber que ser pulcro es sano para la economía, plazos de liquidación de sus deudas contraídas con el banco compañeros, deben tenerlo muy en cuenta. y hay que verlos a europeo, después de salvar sus maltrechas economías. están estos ministros de economía del mediterráneo... que figuras, también el buen aseo personal y los cuidados físicos de sus sobre todo el español., fíjese, le importa todo una mierda con representantes MUY tenidos en cuenta para la asignación de esa panza choricera colgando del cinturón y su tabaquito barato cualquier tipo de préstamo económico o intervención futura, entre los dedos, arrastrando los pies por la alfombra roja del como requisito casi preponderante e ineludible podríamos centro de convenciones como un matador en desgracia, afirmar, imposible de soportar ni dejar pasar de largo. una sonriendo y saludado como un personaje de película del destape, buena imagen, por sí sola y en primera instancia, crea peludo y caliente en busca de nórdicas para follar. la buena seguridad y confianza entre los afeminados analistas de la bolsa imagen es muy importante de conservar en estos años de ardua de valores o los sado-inversores que del exterior vayan a crisis económica, siempre es lo que les sugiero a todos mis invertir a sus países, comprando terrenos protegidos en colegas europeos. una pulcra imagen dada a tiempo por la parajes de ensueño, por ejemplo, para así fabricarle a sus mañana licúa la tinta y ablanda la chequera de hasta una dama teutones el sueño mediterráneo de vivir en un país del tercer de hierro como yo. debería tomar nota el ministro español de mundo erecto y obsecuente, con sol todo el año. en el norte les mis consejos, hacerse un peeling, por ejemplo y para empezar, ofrecemos trabajo y en el sur su cuota de ocio. es lo que les una limpieza dental, un brazilian wax...". ANGELA MERKEL


Entes metaífisicos

Matar a una persona nunca le había resultado sencillo. Desde que a los dieciséis años se cobró su primera víctima, un escalofrío de pavor recorría su espalda en el momento de hacerlo efectivo, y eso que era rápido y limpio. Siempre el mismo ritual, se acercaba a su víctima por la espalda y le disparaba en la parte trasera de la cabeza, después, unas

fotos para dar fe ante su cliente de que el trabajo estaba hecho y se esfumaba sin hacer ningún ruido más del que fuera estrictamente necesario. Ese escalofrío venía dado por la sensación de ver despegar el alma del recién difunto de su cuerpo y sentir como si el espectro le atravesara por dentro clamando una venganza que nunca llegará, los entes metafísicos nunca ganan. Cumplida ya su cuarta década de vida, decidió que era el momento de la retirada, estaba cansado de andar por ahí ejecutando personas a las que no conocía, y además había amasado ya suficiente capital como para vivir en retiro espiritual, sin ser conocido por nadie y sin necesidad de trabajar para subsistir en este mundo en el que le había quedado claro que la única forma de vivir sin sobresaltos económicos era haciendo trabajos de dudosa moralidad. Así pues, solo le quedaba un trabajo, el último y se acabó. Todos los encargos tenían la misma estructura: nunca sabría quien había solicitado sus servicios, cobraba quinientos mil euros por trabajo, que cobraba por


transferencia bancaria a cuentas de diferentes en paraísos fiscales; el pago se realizaría en un máximo de dos días después de que el cliente recibiera las fotos de la obra. Para localizar a la víctima no quería nada más que un nombre, una dirección y una foto, que le harían llegar a alguno de sus pisos francos, situados todos en suburbios de Madrid, que le ayudaban a pasar desapercibido. Y la norma más importante de todas, nunca sabría los motivos que el cliente, siempre desconocido, tenía para pedir semejante atrocidad. Se encontraba en su piso de Vallecas, se deslizó un sobre por debajo de la puerta, lo recogió del suelo, se sentó en el lateral de la cama y lo abrió. Esta vez el escalofrío le recorrió antes de realizar el trabajo, no estaba seguro de creer que ese era el encargo que le realizaban. Rebuscó en el sobre para ver si había algo más, pero no, una dirección, un nombre y una foto, exactamente como él había ordenado. Se quedó nervioso sentado en la cama unos minutos, y al final de su reflexión llegó a la conclusión de

que era un profesional, y que nunca había faltado a su trabajo, por doloroso que resultase. Solo había una puntualización, y es que en este caso y por primera vez en más de veinte años iba a tener que cambiar su modus operandi. Se vistió como solía hacer, traje negro, camisa blanca, corbata negra, se enfundó sus guantes de piel negros y se dispuso a realizar el último trabajo antes de su retiro. Acudió a la dirección señalada, la puerta estaba abierta, entró sin hacer ruido y se ubicó en el salón de la casa. Allí se encontró solo, dispuesto a hacer aquello que le habían encomendado. Apoyó el cañón de su nueve milímetros en su propia sien y apretó el gatillo. Esta vez, no harían falta fotos, el cliente se enteraría por las noticias, o quizás ni siquiera eso, igual sus clientes estaban allí mirando, porque no se quien se atrevió a pensar que los entes metafísicos nunca ganan. Daniel Wazne


Dos poemas Rosa Quirós Querencias

vayas saliendo. Siento como abandonas mi cuerpo... Se vacía sin tu aliento.

Ya eres casi pasado. Cierro los ojos y veo como tomas distancia en el tiempo. No eres más que una sombra... La sombra de un sentimiento.

Ya eres casi pasado.

Ya eres casi pasado. He dejado la puerta entreabierta para que

Sin embargo cuando no siento, siento que muero. Al final sólo quedarán los trazos... De un desafortunado boceto.


pasa lento cuando duele, pasa raudo cuando es alegre. ¿Cómo pasa cuando no se siente?

El corazón late... late despacio cuando padece, late presuroso cuando quiere. ¿Cómo late cuando está indolente?

Y si ya no hay tiempo, si no hay latido, si no hay amor, ¿Cómo? El tiempo pasa...

si no hay gemido... ¿cómo vivir sin ser vivido?


De ruta con Abelius a: Holanda

Amsterdam. Después de dos horas de vuelo desde Madrid llegamos  a   Schiphol   y   desde   aquí   en   tren   hasta   Amsterdam  (Amstelredam, Amstel es el rio principal de Amsterdam  y Dam significa presa). Llegamos al hotel, situado a 15  minutos andando de la estación, posamos las maletas y  a conocer la ciudad. Canales y más canales, bicis y más  bicis. Había que mirar dos veces a cada lado antes de  mirar, no por los coches si no por las bicis. La cultura  de   la   bici   es   algo   muy   arraigado,   trasporte   limpio,  saludable y con su infraestructura adecuada, como en  España,   vamos.   Cena   en   un   restaurante   de   comida  holandesa   ­   puré   de   patata,   con   salchichas,   habas   y  verdura – y a tomar una cerveza en uno de los bares  del centro,  previo paseo  por la plaza Dam, donde se  puedo   observar   una   estatua   de   enorme   tamaño  dedicada a las victimas de la Segunda Guerra Mundial,  como en España, vamos.

Al día siguiente continuamos conociendo la ciudad, sus  parques, sus edificios, sus calles y sus canales. Por la  tarde nos montamos en una de las mútiples barcas para  conocer   la   ciudad   desde   sus   canales,   rodeando   la  Holanda   (Houtland,   país   de   la   madera),   amigos   y  ciudad por detrás y viendo la cantidad de puentes que  amigas,   fue   el   destino   de   mis   vacaciones   veraniegas  hay en la ciudad, alguno de ellos elevadizos. A la hora  que compartí con mi novia. Visitamos Utrech, Alkmaar,  de   cenar,   fuimos   a   un   argentino.   En   cuanto   a  Edam,   Schermer   y   como   centro   de   operaciones,  restaurantes, argentinos e Italianos, para parar un tren.  También es muy típico pararte a comprar un cucurucho 


de patatas fritas con salsa, como puede ver también en  El penúltimo día nos levantamos y cogimos un bus con  Bruselas en un viaje anterior. Cerveza en una taberna  visita   guiada   a  Alkmaar,  ciudad  donde   los  viernes  se  irlandesa y a dormir.  celebra el tradicional mercado del queso. La siguiente  parada fue la zona de Schermer, zona que está a 4´5  metros por debajo del nivel del mar y que, gracias a los  molinos de viento, iban subiendo el agua de nivel hasta  el siguiente molino y de este al siguiente, hasta dejar la  zona seca, dedicada a la agricultura y a los pastos.  Esa extracción de agua ahora se hace con generadores.  La   última   visita   fue   a   Edam,   concretamente   a   una  fábrica de quesos.  Finalizado   el  viaje,   fuimos   a   comer,  siesta   y  a   ver  al  casa de Annelies Marie Frank, Ana Frank. Durante este  vieje,   en   los   ratos   de   descanso   leí   El   diario   de   Ana  Frank  y, entrar  en esa  casa e imaginarse la  situación  que vivio la familia Frank, la familia Van Pels y Fritz  Pfeffer.   Lo   más   triste   de  todo   esto,   es  que   los   judíos  Al tercer día no resucitamos, pero cogimos un tren a  ahora estén haciendo algo parecido con los palestinos y,  Utrecht,   ciudad   al   Sur   de   Amsterdam.   Desde   el   tren  para mi aun peor, ya que saben los que es sufrir eso.  vismos   el   Amsterdam   Arena,   estadio   donde   juega   el  Cena y a tomar algo a un Coffeshop, donde si se puede  Ajax de Amsterdam. Utrecht me gustó, una ciudad muy  fumar, seas holandés o no, que lo sepáis. plana   dónde   la   bici   puede   ser   el   mejor   modo   de  transporte.   Canales,   torres,   plazas   e   iglesisias.   Una  El sábado, paseo por la ciudad, compra de quesos de  ciudad digna de conocer. Vuelta en tren a Amsterdam y  varios tipos para la familia, tren, avión y regreso a casa.  a descansar al hotel, cena, paseo por el barrio rojo y a  Buen   viaje,   buena   compañía.   ¡Nos   vemos   en   la  dormir. siguiente!   http://abelaparicio.blogspot.com


Mi rincón favorito Víctor H. Martín

Cuaderno de bitácora (IV final)

Continuación de los artículos anteriores, donde nuestro protagonista nos cuenta su viaje en barco por el Mediterráneo, y tras abandonar Cannes, llega al puerto de Marsella. Esto fue lo que aconteció: Sábado 28 de julio de 2012, mi séptimo día en El Epic. Se

vislumbra el final del viaje. Llegamos a uno de los puertos marítimos más importantes de Francia. La ciudad donde se desarrolla parte de la historia de esa joya imperecedera de literatura universal que es “El Conde de Montecristo”. Atracamos en la sin par Marsella, el lugar donde nació Zidane. Comenzamos el viaje por la ciudad de Edmundo Dantes. A pie de puerto nos espera un autobús que nos traslada al centro urbano. Allí cogemos un tren turístico, llamado popularmente El trenecito. Un forma encantadora de subir hasta la Iglesia de Notre Dame de la Garde en la Rue Font du Sanctuaire. Basílica dedicada al culto católico, de estilo Neo-Bizantino. Desde ella se puede ver la isla de If, y claro está, El Castillo de If. El mismo lugar donde fue encerrado Edmundo Dantes. Desde la colina de la iglesia contemplo el Castillo de If y veo al Abate Faria en una celda junto Edmundo Dantes, revelándole el secreto de un fabuloso tesoro en La Isla de Montecristo. Vuelvo de mi ensoñación y regreso al Trenecito turístico donde continuamos con la visita, esta vez por el casco


histórico, visitando Santa María la Mayor y la Iglesia de Saint Vincent de Paul, para volver por la Avenida de la Canabiere y llegar al Vieux Port de Marsella, o como es conocido: El Viejo Puerto. Flanqueado por dos fuertes que lo protegen, el Fort St. Nicolás y Fort Saint Jean. En el puerto se concentran multitud de cafés, tiendas, mercados…Es uno de los puntos neurálgicos del turismo Marsellés. Vuelvo al Barco a las tres de la tarde, y desde él contemplo el desamarre y veo la Isla de If hacerse más pequeña poco a poco, hasta que finalmente desaparece. El Epic pone rumbo a Barcelona bordeando el litoral Mediterráneo. Y ya entrada la tarde me dispongo a pasar mis últimas horas en él. Voy a mis lugares favoritos para despedirme del Headliners y de los músicos del Howl at the moon y para acabar en el Fats & Cats viendo al impresionante grupo de Slam Allen.

A las nueve de la mañana abandono el barco, con la certeza que lo visitaré de nuevo. Piso suelo español (al menos por ahora), acabamos de llegar a Barcelona. Domingo 29 de julio de 2012 a pie de puerto en Barcelona, contemplo la silueta del Epic. Impresiona un barco tan grande. Y me acuerdo de mi mismo hace una semana embarcando en el barco. La vida son llegadas y partidas, siempre abandonamos algo, o lo que es más grave lo perdemos. Barcelona la ciudad de Gaudí, me adentro en sus ramblas y llego hasta la Sagrada Familia, la cumbre de la arquitectura modernista y símbolo de la ciudad. Y me aparto con cuidado de un tranvía, no sea que me ocurra lo que a Gaudí un domingo de 1926 cuando un tranvía acabó con su vida dejando inacabada tan magna obra. Yo todavía tengo que hacer y acabar muchas cosas, como volver a visitar y embarcarme en El Epic. Quizá porque mi niñez sigue jugando en tu playa, y escondido tras las cañas duerme mi primer amor… Porque nací en el Mediterráneo y a él volveré.


Agenda cultural Noviembre 2012

Imagen del mes

Teatro El gran clásico del teatro universal llega al Teatro Rojas de Toledo. Hamlet, la obra de Shakespeare interpretada por la compañía del Teatro Español, el sábado día 24 a las 20 horas. Y desde sólo 12 €. Conciertos No salimos de la ciudad de Toledo. El día 9 en el Círculo del

Arte, concierto de Iván Ferreiro (18 euros). El día 24 el Canijo de Jerez (el de los Delinqüentes) en el mismo Círculo del Arte (16 euros). Y por un euro menos (15), el día 16, en la misma sala, Boikot.

Eventos La mejor forma de estar al día es visitar nuestro blog los Ryan Gosling, un nuevo Robert Redfort. Noa subido a la viernes y nuestro facebook a diario. Pero ya sabes que en las noria para conseguir una cita, un judío reconvertido en páginas centrales puedes encontrar los mejores locales de la antisemita en El Creyente, un profesor que se autodestruye zona que tienen las mejores ideas y los mejores eventos que en Half Nelson, uno de los hombres de Clooney en Los idus de podrás encontrar. Y una cerveza fresquita que revitaliza el Marzo. Para adolescentes, jóvenes y maduritas, el sueño de alma. Yel cuerpo , que en otoño hace más falta que nunca.

un amor de verano que dura y dura. Rubén Bravo.



creaturanoviembre2012