Issuu on Google+

…¡ConfliCtos familiares, pérdida y desolaCión, abuso, enfermedad crónica, sus causas! El trastorno psicológico más frecuente del mundo actual es, sin lugar a dudas, la depresión. Es un trastorno que se puede presentar durante los años de nuestra vida; e implica continua tristeza, desanimo, pérdida de la autoestima y pérdida de interés en actividades habituales. Los problemas de falta de recursos económicos y las cada vez mayores exigencias sociales para ir al ritmo de la vida moderno, unidos a la soledad y a frecuentes dificultades para establecer relaciones afectivas duraderas y gratificantes son algunas de las causas del trastorno depresivo. Sin embargo, de toda la población, los adolescentes y ancianos son actualmente los grupas más vulnerables a padecer este tipo de trastorno, junto a otros como la ansiedad, el alcoholismo y la demencia. Evidentemente, a los padres les interesa más, abordar este problema en la edad en la que se encuentran sus hijos, que recién son estudiantes de bachillerato. La desestructuración, que actualmente suele caracterizar al núcleo familiar, el concepto de competitividad y el estilo de vida consumista, a la que constantemente se ven sometidos los adolescentes son factores que los colocan como uno de los grupos de más alta vulnerabilidad para padecer algún tipo de patología mental. Se ha comprobado que cada generación de adolescentes multiplica su riesgo de depresión. CAUSAS.- La depresión, puede ser una respuesta temporal a muchas situaciones y factores de estrés. En adolescentes, el estado anímico depresivo es común debido a: El proceso normal de maduración y el estrés asociado con éste. La influencia de las


hormonas sexuales. Los conflictos de independencia con los padres. También puede ser una reacción a un suceso perturbador, como: La muerte, de un amigo o pariente. La ruptura con la novia o novio. El fracaso en la escuela. Los adolescentes que presentan baja autoestima, que son muy autocríticos o que perciben poco sentido de control sobre los acontecimientos negativos presentan un riesgo particular de deprimirse cuando experimentan vivencias estresantes. Las niñas, adolescentes, presentan el doble de posibilidades de experimentar depresión que los niños. Los antecedentes de depresión en la familia hacen más propensos a los niños a padecer este trastorno. Los eventos o situaciones sobre los cuales un niño o adolescente siente poco control pueden causar depresión:  Agresión o acoso en la escuela o en otra parte.  Abuso o maltrato infantil, tanto físico como sexual.  Enfermedad crónica.  Dificultades de aprendizaje.  Habilidades sociales deficientes.  Acontecimientos estresantes de la vida, en particular la pérdida de uno de los padres por muerte o por divorcio.  Atención inestable. Muchos adolescentes con depresión también pueden tener:  Trastorno de ansiedad.  Trastorno de hiperactividad con déficit de atención.  Trastorno bipolar.  Trastorno alimentarios (bulimia y anorexia). SINTOMAS.- Los adolescentes con depresión, por lo general ven rodo más negativamente y son incapaces de imaginar que cualquier problema o situación se puede resolver de un modo positivo. Algunos


de estos síntomas de depresión pueden estar presentes: Agitación, inquietud e irritabilidad. Cambio en el apetito. Dificultad para concentrarse y tomar decisiones. Episodios de pérdida de la memoria. Fatiga. Sentimientos de minusvalía, desesperanza, tristeza u odio hacia sí misma. Pérdida del interés o el placer en actividades que antes esta divertidas. Pensar o hablar acerca del suicidio o la muerte. Problemas para dormir, sueño excesivo, somnolencia diurna. Algunas veces puede haber cambios de comportamiento o nuevos problemas en el hogar o en la escuela, cuando no hay ningún signo o síntoma de depresión o tristeza. Comportamiento inadecuado. Actitud desafiante poco común). Conducta delictiva (como el huerto). Rendimiento escolar inestable. Patrón de comportamiento exageradamente irresponsable. Consumo de alcohol u otras sustancias ilegales. Distanciamiento de la familia y los amigos, pasando más tiempo solo. COMPLICACIONES.- Evidentemente el riesgo más importante grave y trágico de la depresión, es el suicidio. Es este sentido, es importante recordar que los adolescentes, como parte sustancial de su ser, tienen factores suicidas intrínsecos, es decir, el adolescente cree que a él no le va a pasar nada y tiene tendencia a realizar conductas de mucho riesgo, como por ejemplo, manejar a altas velocidades. Drogadicción, alcoholismo y tabaquismo. Trastorno de ansiedad. Suicidio en adolescentes. Violencia y comportamiento imprudente.


TRATAMIENTO.- Las opciones terapéuticas para los adolescentes con depresión abarcan tratamiento complementario por parte de un médico, psicoterapia y posiblemente medicamentos antidepresivos. Es importante que el tratamiento se acomode al adolescente y a la gravedad de sus síntomas. Las familias con frecuencia participan en el tratamiento de la depresión del adolescente. La terapia de familia, puede ser útil, si los conflictos familiares están contribuyendo con la depresión. También puede ser necesario el apoyo de la familia o los maestros para ayudar con los problemas escolares. PREVENCIÓN.- Los períodos de estado de ánimo deprimido son comunes en la mayoría de los adolescentes. Sin embargo, las relaciones interpersonales de apoyo y las habilidades de adaptación saludables pueden ayudar a evitar que dichos periodos conduzcan a síntomas depresivos más severos. La comunicación abierta con el adolescente, puede ayudar a identificar la depresión oportunamente y así prevenir o posponer episodios posteriores. Asegúrese de que los adolescentes reciban ayuda profesional para hacerle frente a los periodos de estado de ánimo bajo. En hogares con adolescentes: No mantenga alcohol, en la casa o manténgalo bajo llave. Guarde bajo llave las armas de fuego y las municiones por separado. Ponga a buen resguardo todos los medicamentos que necesitan receta.


Depresiones en adolescentes