Page 4

Después de su muerte la obra de Carpentier continúa con una repercusión no solo nacional sino también a nivel mundial. Se reeditan sus obras, se le rinden homenajes póstumos, se llevan algunas de sus novelas a escenas. Una continuación de su vida más allá de la desaparición física. Él permanece entre nosotros por todo el legado cultural que ofreció no sólo a Cuba, sino a América y a la humanidad toda. Su profundo humanismo, su consagración al enriquecimiento espiritual del hombre, sus generosos desprendimientos, su amor infinito por esta América Nuestra a la que conoció como pocos y a la que rindió el tributo eterno de su obra, lo hacen el compañero de aquellos que buscan más allá del superfluo éxito, en una señal simple o imperceptible de sus raíces, la autenticidad para ser mejores hombres en el reino de todos, la Tierra.

Sus obras Su Novelística. «La novelística mía, la obra mía de novela, personal, es muy tardía; es sumamente tardía porque yo considero que el escritor debe empezar a escribir cuando, primeramente, tiene algo que decir y, en segundo lugar, cuando sabe cómo decirlo; es decir, que la vieja querella del qué y del cómo, se vuelve a plantear para el escritor […]. Yo insisto en el hecho de que la novela no es un juego. Creo que la novela es, en este siglo [XX], en este momento, aquí y de aquí en adelante —para emplear un término teológico—, un medio de investigación del hombre y que, por lo tanto, para hacer una novela no basta con imaginar una acción más o menos inteligente, más o menos graciosa […]». La cultura en Cuba y en el mundo, Editorial Letras Cubanas, 2003

talento cultural  

un trabajo para el liceo unidad educativa popular "santa ana" 5to A

talento cultural  

un trabajo para el liceo unidad educativa popular "santa ana" 5to A