Page 1


SE FUE UN GRANDE. PABLO AIMAR SE DESPIDIÓ DEL FÚTBOL. Por Eugenia Carpinelli.

En Estudiantes de Río Cuarto el Payaso tuvo el gusto de decirle adiós a lo que más ama, luego de ponerle fin a su carrera de futbolista hace ya dos años y medio volvió para tener la despedida que siempre anheló. Durante el partido, Aimar y la pelota eran uno, se entendían, tenían una comunicación increíble. Las luces y todos los reflectores lo apuntaban a él, porque él era la estrella principal. Jugó 50 minutos y al momento del cambio no paraban los aplausos, gente gritando y gritando alabando al crack ex River, mientras tanto Aimar los despedía con una sonrisa de oreja a oreja. El partido finalizó con un empate sin goles, lo cual le costó la Copa Argentina a Estudiantes quienes fueron eliminados. Pablo Aimar en River debutó en Primera División el 11 de agosto de 1996, en su primer torneo Apertura anotó cuatro goles. Sus características lo destacaron del equipo, la velocidad, la buena asistencia y la excelente delantera del 2000 de la mano con Ariel Ortega quedó en memoria de todos los hinchas. Logró convertirse en uno de los ídolos más reconocidos, y no solamente de River Plate, sino de toda la Argentina. ¿No lo crees? Pregúntale a Messi. Lamentablemente, en el Monumental, se retiró inconforme con la poca atención que recibía de su director técnico Marcelo Gallardo al no considerarlo para las instancias finales de la Copa Libertadores del 2015. Pero ese no era el fin para el Payaso, hoy en día se lo encuentra entrenando a la selección argentina sub 17 y con un sueño cumplido, haberse retirado en el club de sus inicios jugando un partido oficial junto Andrés, su hermano. No existen las despedidas para Aimar, no fue un "adiós", fue un "hasta luego".


URUGUAY 1930: EL NACIMIENTO DE LA COPA DEL MUNDO. Por Alan Pietra

En 1930, la FIFA organizo la primer Copa del Mundo de fútbol, que se celebró en Uruguay. Al no contar con recursos e infraestructura, la idea de realizar un torneo internacional, truncaban la posibilidad de organizar dicho evento para la reciente entidad de este deporte, por lo que con un acuerdo en 1906 conjunto al comité olímpico, la COI instaló esta disciplina dentro de sus competencias, pero una discrepancia en 1928, hizo que en 1932, se decidiera que el fútbol no sea parte de los JJ.OO, por lo que la FIFA, decidió organizar un torneo en forma independiente, por lo que se decidió por votación, la organización y el nacimiento de la Copa del Mundo.

Sede elegida: La sede elegida fue Uruguay, ya que si bien varios equipos europeos habían propuesto su candidatura, todavía no estaban en condiciones por los destrozos ocasionados por la primer guerra mundial. El país Sudamericano, fue elegido ya que estaba por cumplir su centenario de la independencia, se construiría un nuevo estadio y por sobre todas las cosas, el seleccionado charrua era el vigente campeón de los JJ.OO, por lo que seria un premio para ellos, ademas, de esta manera, contribuir de alguna manera con la Paz en el Mundo. Participantes: Este mundial, fue el unico que no tuvo eliminatorias previas, sino que participarian equipos por invitación. Los europeos, se quejaron de los costos de traslados, por lo que varios declinaron de participar, solo cuatro selecciones el viejo continente cruzaron el atlantico (Francia, Yugoslavia, Belgica y Rumania), sumandose a los nueves americanos (Uruguay, Argentina, Brasil, Bolivia, Chile, Mexico, Paraguay, Peru y Estados Unidos).


Estadios: En total, fueron 13 selecciones, divididos en cuatro grupos (uno de cuatro y tres de tres). El estadio utilizado, fue el Centenario de Montevideo, pero al no llegar a culminarse a tiempo, las primeras competencias se disputaron en El gran Parque y el estadio Los Pocitos. Recien, en el sexto dia, el Centenario fue ingurado, y a partir de allĂ­, se disputaron todos los cotejos.

Torneo: En primera ronda, por el Grupo A, Argentina fue el lider, derrotando a Francia (1-0) a Mexico (6 -3) y a Chile (2-1), lo que le valio la clasificaciĂłn a semifinales. Por el Grupo B, Yugoslavia fue el lider, al ganarle a Brasil (2-1) y Bolivia (4-0), en el C, los locales ganaron sus dos cotejos a PerĂş (1-0) y Rumania (4-0), mientras que en el D, Estados Unidos gano ambos partidos por 3-0 ante Paraguay y Belgica. Los primeros de cada grupo se enfrentaron en Semifinales, Argentina se impuso a Estados Unidos por 6-1, y Uruguay a Yugoslavia por el mismo resultado. La final, quedo para los anfitriones, con un score de 4-2, conquistando la primer copa del mundo en la historia.


Goleadores: El argentino Guillermo Stabile, convirtió 8 goles y se adjudico el titulo de goleador del certamen. Juan Pedro Cea, de Uruguay, los siguió con 6 tantos.

Selección Argentina: El seleccionado albiceleste, consiguió el segundo lugar en el certamen. Gano cuatro encuentros y cayó en la final ante el anfitrión, con 17 goles a favor y 8 en contra. Guillermo Stabile fue el goleador del certamen con 8 tantos.


Plantel: Bossio, Botasso (Arqueros); Della Torra, Piaggio, Multis, Paternostert, Evaristo, Chividini (defensores), Monti, ZumelzĂş, Orlandini, Perinetti, Paucelle (Mediocampistas), Varallo, Scopelli, Ferreyra (C), Stabille, Cherro, Dimaria, Evaristo, Spadaro (Delanteros) DT: Francisco Olazar.


ITALIA 1934: LA PRIMERA CONQUISTA ITALIANA Por Tomás Bohórquez.

Sin duda, el mundial de 1934 no tiene mucha relevancia en la memoria del futbolero. Quizás esto se da porque quedó muy lejos en el recuerdo, no tuvo un campeón fuera de lo común o simplemente no tuvo sorpresas. Por eso, en esta nota, te vas a enterar de muchas curiosidades y datos que no sabías que tuvo este mundial que se llevó a cabo en la Italia de Benito Mussolini, quién ese mismo año terminó con su dictadura en el país del viejo continente. Pero para entender este mundial, hay que conocer la situación y el contexto que estaba viviendo el mundo y en especial Europa. En 1934, el mundo estaba en plena Segunda Guerra Mundial,


donde países candidatos a quedarse con el trofeo, como Italia, Alemania, Austria, Checoslovaquia, estaban en medio de la batalla.

Datos de la Competencia: Metidos de llenos en lo que fue el campeonato, era la primera vez que la Copa Rimet (ahora Mundial), se llevaba a cabo en un país europeo y la segunda vez consecutiva que el organizador se quedó con el título. La competencia se disputó del 27 de mayo al 10 de junio. El formato incluía 16 equipos y el torneo comenzaba en los octavos de final, con eliminación directa. Partidos y resultados:


Participación de Argentina: Dos grandes curiosidades de esta participación del seleccionado nacional, son que el entrenador era de nacionalidad italiana, Felipe Pascucci. La otra, es que solo se convocaron jugadores del fútbol local. Argentina quedó eliminada en Octavos de Final ante Suecia por 3 a 2. Los únicos dos goles los marcaron Ernesto Belis y Alberto Galateo. El seleccionado nacional finalizó 9/16 en la tabla de posiciones.


Héctor Freschi

Arquero

Sarmiento de Resistencia 1 PJ

Ángel Grippa

Arquero

Sportivo Alsina

0 PJ

Ramón Astudillo

Defensor

Colón

0 PJ

Ernesto Belis

Defensor

Defensores de Belgrano

1 PJ 1 Gol

Enrique Chimento

Defensor

Barracas Central

0 PJ

Juan Pedevilla

Defensor

Estudiantil Porteño

1 PJ

Ernesto Albarracín

Mediocampista Sportivo Buenos Aires

0 PJ

Arcadio López

Mediocampista Sportivo Buenos Aires

1 PJ

Alfonso Lorenzo

Mediocampista Barracas Central

0 PJ

José Nehin

Mediocampista Sportivo Desamparados

1 PJ

Constantino Urbeta Sosa Mediocampista Godoy Cruz

1 PJ

Alfredo Devincenzi

Delantero

Estudiantil Porteño

1 PJ

Alberto Galateo

Delantero

Unión

1 PJ 1 Gol

Roberto Irañeta

Delantero

Gimnasia y Esgrima (M)

1 PJ

Luis Izzeta

Delantero

Defensores de Belgrano

1 PJ

Francisco Pérez

Delantero

Almagro

0 PJ

Francisco Rúa

Delantero

Dock Sud

1 PJ

Federico Wilde

Delantero

Unión

1 PJ

Felipe Pascucci

DT

8avos de final

Goleadores y XI ideal: el máximo goleador de la competencia fue el checo Oldrich Nejedly, con 5 tantos en 4 partidos jugados.


El once ideal elegido fue: Ricardo Zamora (España); Eraldo Monzeglio (Italia), Jacinto Quincoces (España); Luis Monti (Italia), Attilio Ferraris (Italia), Leonardo Cilaurren (España); Giuseppe Meazza (Italia), Raimundo Orsi (Italia), Enrique Guaita (Italia), Oldrich Nejedly (Checoslovaquia), Matthias Sindelar (Austria). Formación: 2-3-5. Curiosidades: La victoria de Italia en la Copa Mundial supuso un punto de inflexión para el fútbol nacional, que había crecido mucho en los últimos años gracias al trabajo de Vittorio Pozzo, en el cargo desde 1929. El seleccionador introdujo una nueva táctica, basado en el modelo de pirámide de la época (2-3-5) por el que dejaba dos centrales escalonados en el área, retrasaba la posición de los centrocampistas de banda y daba protagonismo en ataque a los interiores.


En el plano negativo, se suele recordar la Copa Mundial de 1934 como uno de los mayores ejemplos de utilización política del deporte. La Federación Italiana de Fútbol logró convencer a cinco futbolistas sudamericanos de ascendencia italiana para que jugasen por Italia, siendo los casos más notables Luis Monti, finalista en la Copa Mundial de 1930 con Argentina, y Raimundo Orsi, autor del primer gol de Italia en la final. Algunos medios e historiadores aseguran que el gobierno de Mussolini influyó para que los árbitros fuesen benévolos con Italia. Una de las actuaciones más polémicas se dio en el partido de desempate de cuartos de final contra España, donde el colegiado suizo René Mercet anuló dos goles españoles y concedió el de Giuseppe Meazza cuando presuntamente hizo falta al arquero en el remate.


FRANCIA 1938: EL MUNDIAL PREVIO A LA GUERRA Por Facundo Alzogaray.

El tercer mundial de fútbol, organizado por la FIFA, se volvió a disputar en Europa, esta vez la sede elegida fue Francia. La selección italiana volvió a quedarse con el trofeo Jules Rimet al igual que en 1934. En total fueron 15 los equipos que disputaron este mundial que se jugó entre el 4 de junio y el 19 de junio. La selección argentina no participo en este mundial y el único representante sudamericano fue Brasil; también Cuba pudo jugar su primer y único mundial en la historia como así también la selección de las Indias Orientales Neerlandesas, primer país del continente asiático en jugar un mundial.


El clima en la previa y durante el mundial no era el mejor, Hitler ya había logrado instalar el nazismo en Alemania, Italia seguía bajo el régimen fascista de Mussolini, los peores desastres estaban por ocurrir. Francia 1938 sería el mundial previo a la segunda guerra que comenzaría un año después. Fútbol, política e historia, entérate de todo lo sucedido en Francia 1938 y seguí repasando la apasionante historia de los mundiales con FalsoNueve09. La Azzurra vuelve a festejar: Vittorio Pozzo lo volvió a lograr, el director técnico italiano llevó a su selección a levantar la copa mundial Jules Rimet al igual que cuatro años atrás; Pozzo es el único técnico que ganó dos mundiales en forma consecutiva, aun nadie ha logrado superarlo. Solo cuatro de los 22 jugadores italianos convocados para este mundial, estuvieron en Italia 1934: Guido Masetti, Eraldo Monzeglio, Giovanni Ferrari y el legendario Giuseppe Meazza.

La selección italiana tuvo, en Francia 1938, como goleador a Silvio Piola, quien logró anotar cinco goles en ese mundial, dos de ellos en la final ante Hungría. Piola, quien en ese momento jugaba para la Lazio, se convertiría en el máximo goleador de la Liga italiana con 290 goles. La otra gran figura fue Giuseppe Meazza, quien es para muchos el mejor jugador italiano de todos los tiempos. Talentoso, goleador, atrevido, extrovertido y fanfarrón, Giuseppe era el jugador más idolatrado por los hinchas italianos de aquel entonces, hacia delirar a hombres y mujeres, todo un personaje; logró marcar un gol en este mundial. Otros jugadores destacados en la selección de Pozzo fueron los mediocampistas Michele Andreolo y Ugo Locatelli, los centrales Pietro Rava y Alfredo Foni, y el delantero Gino Colaussi, segundo goleador del equipo con cuatro tantos.


Partidos y resultados:

Suecia pasó directamente a cuartos de final ya que Austria no pudo participar en los octavos al ser invadida por el ejército Nazi. Argentina dice ausente. Luego de estar presente en los dos mundiales anteriores, Argentina decidió no ir a la copa del mundo de 1938, al igual que otras selecciones americanas afiliadas a la FIFA como Uruguay, Colombia, Guayana Holandesa, Chile, El Salvador, Costa Rica, Mexico y Estados Unidos. Estas selecciones decidieron no ir luego de la designación de Francia en 1936 como sede del mundial 1938, ya que esperaban que la FIFA designara a un país de América como sede, luego de que la copa del mundo de 1934 se disputara en Europa. Las federaciones de estas selecciones americanas no aceptaron que un pais del viejo continente vuelva a organizar un mundial e hicieron un boicot al no presentarse a jugar las eliminatorias. Brasil clasificó al mundial automáticamente en la zona sudamericana y lo mismo ocurrió con Cuba pero en la zona centro/norte americana.


El Brasil de Leónidas La única selección sudamericana, como ya se dijo, fue Brasil, que participo buscando ser sede del mundial de 1942. Aquel Brasil dirigido por Ademar Pimenta contaba con un astro del futbol sudamericano de aquel entonces: Leónidas Da Silva.

Antes de los Pelé. Garrincha, Zico, Romario y los Bebeto en la decada del 30' Brasil tenía a otro crack e ídolo tal vez olvidado por muchos. Conocido como ''La perla negra'', Leónidas Da Silva era el mejor jugador de Sudamerica en aquel entonces, fue un delantero con mucha clase, goleador y determinante en cada equipo que jugó; según cuentan en Brasil, Leónidas inventó la chilena y la bicicleta. Fue el mejor jugador y el gran goleador de este mundial, anotó siete goles. Brasil empezó el campeonato ante la difícil Polonia, y finalmente se impusó en el tiempo suplementario por 6 a 5. Leónidas marcó tres goles, uno de ellos fue el sexto que le dio el pase a Brasil a los cuartos de final. La selección de Brasil, luego de vencer a Checoslovaquia se enfrentó a Italia en semifinales. El técnico Ademar Pimenta pagó caro al subestimar a Italia, el DT brasilero decidió no poner a Leónidas para que llegue descansado a la final, final que nunca jugó, ya que Italia venció por 2 a 1, recordemos que en esa época no se podían hacer cambios durante el partido. El equipo de Pimenta notó la ausencia del crack y se tuvo que conformar jugar por el tercer puesto, que finalmente obtuvo al vencer a Suecia.


BRASIL 1950: EL FAMOSO MARACANAZO Y LA COPA A URUGUAY. Por Tomás Bohórquez.

Luego de que Italia se consagrara campeón de la Copa Rimet en 1938, hubo 12 años donde no se disputó el Mundial de Fútbol, debido a que en esos años fue el estallido de la Segunda Guerra Mundial, que complicaba a las máximas potencias futbolísticas. Así fue, como en 1950, se disputaba la cuarta edición del torneo que juntaba a las mejores naciones, futbolísticamente hablando, para enfrentarse entre sí.


20 años después, la sede iba a ser nuevamente un país sudamericano. En este caso, el elegido fue Brasil, que, con figuras como Ademir, Bauer, Zizinho o Jair, se autoproclamaba como candidato a quedarse por primera vez en su historia con el Trofeo Jules Rimet. Finalmente, el campeón en dos ocasiones del torneo, Italia, tuvo una pobre actuación. Su participación estuvo marcada por la tragedia de Superga, ocurrida el 4 de mayo de 1949 cuando la plantilla del Torino falleció en un accidente aéreo. De los 11 titulares de la selección italiana de ese período, 10 pertenecían al club.

Datos de la Competencia: Para esta cuarta edición de la cita mundialista, se utilizó un formato poco común en las competiciones principales que tenemos en el mundo fútbol. Dos grupos de cuatro, uno de tres y uno de dos (se retiraron dos equipos de la competición). El líder cada grupo avanzaría a un grupo donde juegan todos contra todos para determinar a campeón. La competición se llevó a cabo del 24 de junio al 16 de julio. Se jugó en grandes estadios como el Maracaná (Río de Janeiro), Estadio Independencia (Belo Horizonte), Estadio Ilha do Retiro (Recife) o el Pacaembu (Sao Paulo).


Partidos y resultados:

Participación de Argentina: Argentina generó una gran conmoción al anunciar que no participaría del Mundial debido a diferencias existentes entre la AFA. y la Confederación Brasileña de Fútbol (C.B.F.), las cuales nacieron porque en 1949, Brasil organizó un Campeonato Sudamericano, al cual Argentina no se presentó, aduciendo razones de fuerza mayor. Ésa fuerza mayor se trataba del éxodo de sus principales jugadores a Colombia. Por lo tanto, se tomó la decisión de no presentarse. En su lugar, Chile y Bolivia consiguieron clasificar al mundial. Grandes jugadores argentinos como Mario Boye, "Tucho" Méndez, Alfredo Di Stefano, José Manuel Moreno y Félix Loustau se quedaron sin mundial. Goleadores y XI ideal: el máximo goleador de la competencia fue el checo Ademir, con 8 tantos en 6 partidos jugados.


El once ideal elegido fue: Roque Gastón Máspoli (Uruguay); Erik Nilsson (Suecia), José Parra (España), Rodríguez Andrade (Uruguay); Bauer (Brasil), Jair (Brasil), Alcides Ghiggia (Uruguay), Obdulio Varela (Uruguay); Ademir (Brasil), Zizinho (Brasil), Juan Alberto Schiaffino (Uruguay). Formación: 3-4-3. El histórico "Maracanazo": Los medios, la gente, los jugadores, el cuerpo técnico; todos. Absolutamente todos ya le daban por ganado el título al seleccionado brasilero, que liderado por Ademir levantaría el Trofeo Rimet ante 200.000 personas que estaba expectantes en el estadio Maracaná. Pero los partidos hay que jugarlos. Brasil se medía a Uruguay, y la tabla de posiciones indicaba que con un empate, al equipo brasilero le alcanzaba para levantar la copa.

Brasil dominó por completo la primera parte y los uruguayos mantuvieron la portería a cero gracias a las atajadas de Roque Gastón Máspoli. Tras la reanudación, Friaça anotó el 1–0 para el delirio del público local. Varela detuvo el ritmo al reclamar al árbitro un fuera de juego inexistente, con el que quería restar tensión a la situación. A partir de ese momento, los chárruas se crecieron. En el minuto 66, Alcides Ghiggia escapó por la derecha y tras simular que remataría a puerta optó por un pase al medio del área, donde el ingreso sin marcas de Juan Alberto Schiaffino le permitió igualar. Y en el minuto 79, un ataque entre Ghiggia y Julio Pérez por la banda derecha supuso la remontada. Ghiggia superó en la marca a Bigode, amagó un disparo y logró que el arquero Moacir Barbosa dejase un resquicio en el palo derecho, para batirle con un tiro raso.34 Ese tanto suponía el 1–2 definitivo y Maracaná quedó en completo silencio. El histórico goleador dijo en una entrevista, años después, una frase que marcó ese partido en la historia del fútbol: Sólo tres personas en la historia lograron callar al Maracaná: el Papa, Frank Sinatra y yo


Curiosidades: Se dio una anécdota que involucraba al entonces presidente de la FIFA, Jules Rimet. Cuando el encuentro estaba empatado 1 a 1, Rimet se dirigió a los vestuarios para preparar su discurso de felicitaciones para Brasil, pero cuando volvió al terreno de juego (ya terminado el encuentro) se llevó la sorpresa de no ver ningún festejo, ya que Uruguay había logrado la hazaña. Tan desconcertado quedó Rimet, que incluso la ceremonia oficial de entrega de la copa a Uruguay no se ejecutó: Rimet apenas pudo acercarse al capitán uruguayo Obdulio Varela en el borde del terreno de juego, darle un breve apretón de manos y entregarle casi a escondidas


EL DILEMA DEL NUEVE DE LA SELECCIÓN Por Francisco Rodríguez.

Hace ya un tiempo se viene hablando que quién debería ser el centro delantero de Argentina en el Mundial de Rusia 2018. Es una elección difícil, ya que los tres principales candidatos están haciendo una excelente tarea en sus clubes. Vamos a analizar a cada uno de ellos y ver quién podría encajar mejor en el estilo de juego de Jorge Sampaoli. Sergio Agüero: El Kun es un centro delantero que encaja muy bien en el rol de 9 moderno. Por la gran calidad técnica que tiene, puede salir del área en cualquier momento. Y eso es una gran novedad para el ex Independiente. Esto está permitido por la gran posesión de pelota que tiene el City de Guardiola. La paciencia, moverse sin pelota para que aparezcan nuevos espacios, es una maravilla para él. Antes debería esperar demasiado tiempo entre los centrales. En la máquina ofensiva que despliega Guardiola, las oportunidades que le llegan a Agüero son determinantes para el andar colectivo del equipo inglés y de Sergio. Gonzalo Higuaín: Algo típico del Pipita es que cuando entra al área con pelota dominada, levanta la cabeza y apunta, casi siempre termina en gol. Es un gran definidor en los mano a mano. Está teniendo un gran presente y en cada jugada de la Juventus se refleja su extrema confianza. Tiene un olfato goleador intacto y siempre está donde debe estar. Se amolda a cualquier sistema y compañero de ataque. Muchas veces recupera la pelota en retroceso y juega desde atrás, casi como un enganche, posición que ocupaba en River. Lautaro Martínez: El jóven de Racing destaca cada fecha su faceta goleadora, por escándalo, es el mejor futbolista de nuestro país. Cada entrenador que tuvo resalta su fortaleza mental. Tiene un gran dominio de pelota, enganche y pegada. Una velocidad extrema que deja a cualquier defensor rendido. Además de una gran noción de pases. Casi siempre está parado en la medialuna para tomar cualquier rebote.


Sin dudas el cuerpo técnico debe tomar una difícil decisión entre estos delanteros que están teniendo un nivel de primera clase. Hay tiempo y quedan los amistosos de marzo para definir quién vestirá la número 9 en Rusia.

FALSO NUEVE: EDICIÓN FEBRERO 2018  

En esta nueva edición de la revista Falso Nueve, te traemos especiales sobre los mundiales de 1930, 1934, 1938 y 1950. Además, te traemos un...

FALSO NUEVE: EDICIÓN FEBRERO 2018  

En esta nueva edición de la revista Falso Nueve, te traemos especiales sobre los mundiales de 1930, 1934, 1938 y 1950. Además, te traemos un...

Advertisement