Issuu on Google+

Explora Ñuble 15 de junio al 15 de julio de 2013

GARGANTA DEL DIABLO: LLEGAR A LA CUMBRE

Viñas e historia en Quillón GUILLERMO MORENO,

EL EXPLORADOR DE ÑUBLE TRES SALIDAS IMPRESCINDIBLES EN ESTE INVIERNO

EXPLORA ÑUBLE exploranuble@gmail.com Alejandra Rodríguez Q. Constanza Pino F. Publicación mensual de distribución gratuita en la Provincia de Ñuble; Concepción; Los Ángeles y Talca. Foto portada: Camino a Garganta del Diablo, Alejandra Rodríguez Año I. Mes II. 15 de junio al 15 de julio de 2013 Colaboraciones: Club Nevados de Chillán/ Calancén Farfán/ David Venegas / Patricio Araya

FRÍO Y DIVERSIÓN

Es invierno y está frío, pero las cosas buenas siguen pasando afuera, en las caminatas sobre la cordillera nevada o en las fiestas campesinas que no cesan durante esta fecha. Cualquier día es adecuado para lanzarse a descubrir nuevos parajes y atreverse a aprender técnicas de alta montaña, desayunar un harinado en medio de una viña o deslumbrarse con la flora y fauna que rodean la ciudad. Cualquier momento es el momento de salir a recorrer los alrededores y encontrarse con un Ñuble natural y patrimonial capaz de contener en un solo lugar a todo Chile, desde el campo y su estofado de San Juan hasta las plegarias de los pescadores a San Pedro en un bote vestido con flores. Este invierno no es para quedarse en casa, es para burlar el frío y disfrutar allá afuera. Como lo recomendó T.S. Elliot, “nunca dejemos de explorar, que el fin de todas nuestras exploraciones será llegar donde empezamos, y reconocer ese lugar como la primera vez”.

PÁG 2. Opinión del

experto: Rodrigo López.

PÁG 3.

Panoramas.

PÁG 4. Tres salidas para

este invierno en Ñuble.

PÁG 6. Garganta del Diablo,

un paraíso alcanzable.

PÁG 10. Siete horas experimentando el Valle del Sol. PÁG 14. ENTREVISTA.

Guillermo Moreno, los hallazgos de un explorador.

Camino a la Laguna de la Plata, San Fabián de Alico.

Opinión de experto

Rodrigo López, director de Aumén ONG sobre

Huemul: La sombra de una especie

el documental chileno-argentino que se filma en Coihueco.

I

rónicamente, el animal que figura junto al cóndor en el escudo chileno es una de las especies que requiere más protección en Chile; por eso hay varias iniciativas gubernamentales y privadas dirigidas a proteger y conservar el hábitat del huemul para preservar la especie, que se encuentra en el libro rojo de la fauna en vías de extinción. La más reciente, que busca educar a la población, está enfocada en una película documental que relatará el ciclo de vida del huemul, su ecología y biología: desde el apareamiento, el nacimiento de las crías y la muda de

2

astas. El equipo realizador reúne esfuerzos binacionales de Chile y Argentina que lleva tres años formulando la idea del proyecto, con una inversión de 130 mil dólares. Iniciando en marzo las grabaciones en Aysén, cuya segunda etapa se hizo en mayo en la reserva Huemules de Ñuble que administra Forestal Celco en Coihueco. “En el territorio nacional hay alrededor de 2 mil animales, a nivel mundial nadie se atreve a contar más entre Chile y Argentina. De estos, más del 55% está en Chile, el 40% en Argentina, y el resto son binacionales. Acá están principalmente en Aysén y Magallanes, y una pequeña población que es ésta, en Huemules de Ñuble. Desde Puerto Montt al sur está registrada la especie hasta Futalelfú, y en Argentina de Bariloche al Sur, y más hacia Chubut. En Aysén centramos gran parte de las imágenes porque es donde los huemules se ven y puedes estar muy cerca, sin

embargo aquí en la región del Biobío empezó el proyecto de conservación de huemules en Chile y el mundo. Huemules de Ñuble es un área de alto valor que nos permite verlos con más facilidad en la zona. No hay un número exacto pero hablamos de sobre 50 animales en la provincia, y en este sitio hay evidencia reciente con cámaras trampa de al menos diez, de parejas de huemules y grupos familiares. Grabamos lo que necesitábamos, vimos cinco animales: dos machos, dos hembras y la cría de la temporada de aproximados cinco meses. Los encontramos en una ladera y estuvimos a algunos metros de ellos. Luego el equipo se fue a la Reserva Nacional Ñuble junto a la coordinadora nacional de conservación de Conaf, Ana Hinojosa, porque nos interesa lo que se está haciendo ahí: tienen pensado traer huemules del sur a esa reserva. En Huemu-

les de Niblinto también se pueden ver pero en invierno es difícil. En la Reserva Ñuble vía cámaras trampa, se estiman en 7 u 8 ejemplares. En total en Ñuble se calculan 50 huemules, siempre se ha dicho que son menos pero yo pienso que son más. El aumento de 30 mil hectáreas de nuevas reservas en Chile, la educación ambiental y la Corrida del Huemul que hace Conaf han mejorado el panorama. Tenemos dos o tres sitios en que hemos encontrado crías todos los años. Huemules de Ñuble y Forestal Celco son algunos, y vimos a la cría más grande, por lo tanto sobreviviría si pasa el período crítico de los seis meses. Como evaluación preliminar puedo decir que en 10 años de trabajo en la conservación hemos revertido lo que ocurría hace 20 años, cuando la población disminuía a razón de un 40%, en cambio hoy se mantiene la población, y me atrevo a decir que está aumentando”.

FIESTA DE LA SOPAIPILLA. Diez mil sopaipillas freirán y repartirán gratuitamente en el gimnasio Santa Cruz de Larqui en Bulnes para celebrar el día del padre. El evento está programado para el 15 de junio a contar de las 4 de la tarde.

CAMPEONATO DE BRISCA EN QUILLÓN. Entre el 21 y el 23 de junio se disputará en Quillón un campeonato de brisca abierto al público. El torneo contará con interesantes premios, como un fin de semana en el complejo turístico Jamón, Pan y Vino.

433 CUECAS EN CHILLÁN. Como un homenaje al aniversario de Chillán un grupo de más de 30 conjuntos folclóricos amenizarán una fiesta donde se bailarán 433 cuecas. El encuentro será el 22 de junio desde la 9.15 horas en la Casa del Deporte de Chillán.

FESTIVAL DEL CANTANTE CALLEJERO. Para resaltar la figura de este emblemático personaje, se celebrará en Chillán el primer festival del cantante callejero en el marco del aniversario de la ciudad. El evento será el 29 de junio en la Gran Sala del Teatro desde las 8 de la tarde.

ANIVERSARIO DE EL CARMEN. El Carmen cumple 160 años y lo festejará con jornadas deportivas que incluyen un encuentro de cheerleaders, una corrida familiar y una exposición de autos Fiat 600, entre otras. Las actividades se desarrollarán a lo largo de julio en la comuna. FIN DE SEMANA OUTDOOR. Para el 6 y 7 de julio próximo el grupo Aventura Extrema Andes Huemul invita a unirse a una práctica de trekking, canopy y escalada en Recinto. Para inscribirse u obtener más información llamar al 81227553 o al 84383178.

3

Tres salidas pa SAN E D A T RA S U C IE E F BQU 1.O C EN os O y tod u R s o D z bu as PE ores, elebran c que escad

ar ,p ta junio orno al m rida fies r los e d 9 t o l 2 p n o a e c to o Cad bajan o en una decimien imo año, a r t es ra dr iga l últ quien o San Pe isa de ag en e ra les tra ó n m d o ent brin patr una con mar o que parte s que el ue el añ q o d. esta regal as piden ena salu bran un r e u l t b e n c e mi ia y como ecura danc obqu pesinos, tida de C abun e par cam res d a la el mar. cado o toques c s r e a p m d d loS que rilla adien a añ de cueca lla a la o t s e fi crio nazo iodía esqui lebración med chupureo dro ce a a o n i e u jun e Bu an P 29 de cadura d nal de S , esqui: o d s o o Cuán : Desemb adici ocale e sa tr ductos l i d n m ó : D r. ro es de p s del ma idad Activ ya, feria o t c u pla prod en la e cueca, d nazo

4

2.- FIES JUAN EN C

El estofado de ción campesina qu miento en base a ca aves acompañadas d hidratados.

Esta festividad s del diablo en ciert a la práctica de al bas mágicas que de quien las efectúe d guiente.

Cuándo: 22 de ju Dónde: Persa San Actividades: Exp de San Juan, degus y estofado por la n

ara este invierno

STA DE SAN CHILLÁN

San Juan es una tradiue consiste en un cociarnes de cerdo, conejo y de cebolla y frutos des-

se asocia a la aparición tos lugares del campo y lgunos conjuros y prueeterminarán la suerte de durante todo el año si-

unio desde las 14 horas n Rafael plicación de las pruebas stación de tragos típicos noche.

3.SKI DE EN CHI NEV LLÁ En ADO N ju can cha nio pa S s de rte día

la m 21 p s arti ki de a rá l Neva rcha b a te d E mpo os de lanca e 25 m ste añ rad o a o Chillá n las fici n y mil il peso los p alm re s e ente el a fe n la t en te cios s . m e e riad os y mporad porada mante n a a vaca n d cion lta, c ormal rán a A orre y a es d cian lgunas sp e in 3 de para vier ondien 5 este las act n t o. e ivid inv cia vad s Big A ierno ades q so ue os y i Cop r Nevad n las c se an u a Pa o o dre s, Slop mpeten ne e Hi jo, e style N Cuá e ntre ndo otra Dón : A con s. de: Neva tar del dos 1 de C 4 de j unio hill án

5

Garganta un paraĂ­so

6

del Diablo: o alcanzable

“Si la montaña no viene a ti, ve tú a la montaña” es un dicho muy escuchado y en este caso refleja que sólo son necesarios los implementos adecuados y acompañarse de gente preparada para disfrutar de la naturaleza y sus fascinantes parajes. El único refugio de acceso gratuito en Chile se encuentra junto a las termas de Chillán, allá se observa la importancia de la conservación del Garganta del Diablo. Alejandra Rodríguez Quezada

7

Fotografías: Patricio Araya

C

rampones, piolet y mosquetones son conceptos que dividen a quienes tienen experiencia en prácticas de montaña y a aquellos que no. Siendo de este último grupo me sumé un sábado de junio para acompañar a un grupo de 16 andinistas del club Nevados de Chillán a realizar su primera práctica de técnicas básicas de montañismo del año. La jornada comenzó a las seis de la mañana en una cabaña de Shangri-La para estar marchando sobre la nieve con todo el equipamiento puesto cerca de las ocho. Todos marchan en pequeños grupos de acuerdo van terminando de ajustar sus implementos, y dos de ellos lo hacen sobre ski randoné, lo que permite caminar deslizándose en la nieve para bajar esquiando por las pendientes de la montaña. Tras media hora de caminata y alguna breve colación, Guillermo Aguilera, con más de 20 años de experiencia en prácticas de andinismo, se disponía a iniciar la primera instrucción cuando apareció un carabinero de rescate por una colina. Como si fuera parte de la enseñanza, nos contó que trabajaban en la

8

búsqueda de un grupo de 29 estudiantes que habían salido por el día a experimentar un paseo por la cordillera, sin los implementos ni la ropa adecuada. Ya llevaban 24 horas perdidos y, tras pasar la noche buscándolos, habían encontrado a 20. Otros 9 continuaban desaparecidos, de modo que Andrés Cifuentes y Víctor Palavecino, sobre sus esquíes, salieron a colaborar en la búsqueda. En una pequeña pendiente nevada “el profe” comienzó el taller de progresión en nieve, es decir, cómo avanzar de forma segura dependiendo de la inclinación, tanto subiendo como en el descenso; y la forma de portar las herramientas de seguridad, como el piolet que permite al explorador anclarse en la nieve en medio de una caída. Continuamos la caminata hacia la próxima parada, rumbo al siguiente taller y entre de la charla del

trayecto veo a lo lejos el refugio Garganta del Diablo mostrándose en todo su esplendor entre las cumbres cubiertas de nieve: emocionante, accesible, bello y acogedor. El resto del grupo ya había llegado: comían y bebían algo para continuar. Para ellos era una visita más al refugio, no para mí, que me sentí completamente emocionada de llegar a ese tesoro de la montaña por el que tanto han luchado los andinistas de Ñuble. El “Garganta” les fue recientemente entregado en comodato para su restauración tras haber sido construido por andinistas penquistas en 1937. El interior del refugio muestra las huellas de los exploradores que han pasado por ahí, con fotos de excursiones pegadas en un pasillo, recuerdos en las murallas y las marcas de los crampones en el piso de made-

ra. Se ven unos baños y una gran cocina para albergar a un buen grupo entorno a una cocina a leña donde preparar comida y subir la temperatura. Las ventanas reforzadas con plásticos hablan de lo rudo que puede ser el clima en plena tormenta, cuyo viento hace rugir esa temida Garganta del Diablo. Asegurados por el equipo El club Nevados de Chillán realiza estas prácticas como instrucción básica cada seis meses para nivelar las destrezas y proveer un manejo mínimo de seguridad para sus socios. Pero, además, fortalece la cohesión de grupo mientras realizan un trabajo en equipo al ponerse en una situación de riesgo para probar el correcto uso de las técnicas aprendidas. Nos dirigimos a la punta de una loma enfrente del refugio para familiarizar-

nos con las caídas en pendiente y la forma de autodetención, anclándose a la nieve desde distintas posiciones a fin de evitar consecuencias graves en medio de un deslizamiento involuntario. Simulando una caída de cabeza y de espaldas nos preparamos y enfilamos al taller que nos llevaría a formar equipos encordándonos para la protección mutua caso de una caída inesperada. Casi sin darme cuenta me vi formado una cordada con tres andinistas más, colgando de una pendiente de nieve, asegurando al resto del equipo, cuando Aguilera tiró de nuestra cuerda sin previo aviso para probar nuestra reacción. Rodamos por la pendiente pero logramos anclar nuestros piolet en la nieve y detener la caída libre del equipo. Éramos 17 formando tres cordadas, y aunque sólo ocho tenían manejo de estas prácticas de seguridad, todos cumplimos el objetivo.

Aguilera se mostró conforme con el resultado y agradecido de la buena disposición de sus alumnos. “Este taller estaba bastante duro ya que normalmente los talleres los hacemos en dos días completos. La gente aprendió y ahora sólo tienen que seguir practicando, esa es la ciencia de nuestro deporte: practicar y practicar hasta que las técnicas sean automáticas”, señaló Guillermo. Este club de andinismo está abriendo sus puertas a la comunidad de Ñuble para ofrecer el conocimiento de estas prácticas y el desarrollo de este deporte, integrándolo en el proceso educativo, para que más personas se apropien de esta realidad que nos envuelve. Resulta sorprendente que aunque divisamos las montañas nevadas desde la ciudad todavía nos parezcan tan ajenas.

Fotografías: Alejandra Rodríguez

9

Siete horas experimentando el Valle del Sol

10

Basta un día para conocer la cultura de Quillón y sus alrededores. Pero es un día intenso en el que caben los vinos, las comidas típicas y las historias que relatan cómo fue que este lugar empezó a conformar su centenaria tradición viñatera y cómo ésta se ha transformado a lo largo de los años. La invitación está abierta y más vale darse el tiempo porque en Quillón hay mucho para ver, mucho para comer y mucho para beber. Constanza Pino

11

L

o primero de lo que uno se entera al tomar el recorrido del tour operador Cayumanqui es que Quillón y sus alrededores fueron la tierra encargada de cobijar a las huestes de Pedro de Valdivia en tiempos de la Conquista. Lo segundo es que ellos introdujeron las primeras plantas de vid en la zona, pese a la prohibición de la Corona, pues el vino era digno sólo de los reyes. Pese a eso, al cabo de poco tiempo, la mayoría de las familias que se asentaron allí empezaron la producción. De alguno de esos primeros productores desciende la familia Escobar, que actualmente posee un viñedo de un siglo y de donde aún se cosechan uvas, aunque abandonaron la elaboración de vino, pues sus vasijas se rompieron tras el terremoto. Allí es nuestra primera parada, cuando son alrededor de las 10 y media. Se trata de una viña a primera vista desordenada, pero todo tiene una explicación: “antes se hacía de esta forma para ahorrar espacio; se plantaban 8 mil plantas por hectárea. Ahora caben como 4 mil”, explica su dueño, Miguel Escobar.

12

Mientras conversamos, devoramos un desayuno campestre en medio de la viña. Desde afuera, todo parece una pintura surrealista con los matices de las tortillas de rescoldo y el harinado. Hace frío, pero al marcharse de esta primera visita, uno ya tiene la sensación de que será un gran día. El recorrido continúa en la viña Lomas de Quillón, una mezcla entre lo moderno y lo clásico; entre las barricas de roble y las de acero inoxidable. Eso dice mucho. La industralización ha fomentado la producción local de vinos, pero parte del encanto se mantiene en la conservación de los métodos tradicionales, así que da gusto ver, saber y probar el resultado de un trabajo casi manual, que se nota realmente en la sala de degustaciones. En ese lugar, sobre barriles, una treintena de bo-

tellas espera a los visitantes. La recomendación es partir por los vinos, seguir con los licores y terminar con las cremas, aunque en algún momento todos nos dispersamos probando de todas partes. Es pasado mediodía y, aunque la comida abundó durante toda la mañana, un almuerzo criollo nos espera en el restaurant La Torre 10, donde se ha dispuesto una larga mesa para todo el grupo. El tiempo es limitado, pero la conversación se alarga mientras saboreamos el arrollado huaso de la entrada, seguido de un puré con carne y un extraño pero sabroso pan dulce que lo acompaña. Son más de las dos y aún nos falta por visitar el museo San José y la viña Männle, una de las que posee mayor productividad en la zona. Carolina, la encargada

del Cayumanqui Turismo Operador, nos cuenta que ese es el objetivo de este trayecto: conocer la historia del vino pasando por viñedos, bodegas y por esta última viña, que es más industrializada que las otras. Ya nos atrasamos y aún debemos llegar a Ránquil para visitar el museo. Al arribo, descubrimos que es un lugar sorprendente. Ése es el sitio donde los objetos dan fe de que lo relatado al principio sobre indígenas, conquistadores y vino era cierto. La construcción que hoy cobija parte de la historia natural, literaria, social y médica de la Región del Biobío una vez fue un refugio que albergaba a los soldados españoles. Entonces, los pisos eran de tierra y la infraestructura pobre, pero sólo eso se modificó tras siglos de existencia. En el patio se conservan las enormes tinajas que ocu-

Cayumanqui Turismo Operador ofrece este circuito todos los sábados y domingos. Su valor es de 19 mil pesos por persona y contempla traslado, comidas y visitas. La salida es desde la Plaza de Armas de Quillón. Más información en www.cayumanquiturismo.cl

paban para guardar el vino, además de otros enseres del tiempo de la Conquista o más recientes. Las habitaciones también guardan sorpresas. En una de las que solía ser el dormitorio de alguna tropa, hay ahora reliquias de la odontología del siglo XX, incluyendo una colección de las tesis de los primeros graduados de esta carrera en la Universidad de Concepción. Adentro hay mucho más, tanto, que es difícil de enumerar e incluso de recorrer si no se va con tiempo. El propietario nos comenta que se necesitan al menos tres horas para conocerlo completamente, mientras nos encamina hacia uno de sus mayores orgullos: una parra, probablemente una de las más añosas del Valle del Itata, que data de la época de Pedro de Valdivia y se mantiene casi intacta pese al paso de los años, muestra de la fertilidad de esta tierra. Otro extranjero que vio lo mismo que Pedro de Valdivia vio alguna vez, es Heinrich Männle, un alemán elaborador de vinos. Él explica, que en el sur de Alemania, de donde él viene, beben más vino que

cerveza. La visita a su viña ubicada en el camino a Bulnes es el punto final en esta travesía. Es él mismo quien guía el recorrido por sus bodegas, explicando los pormenores de esta elaboración industrial, que difiere de las otras sólo en algunos aspectos. Männle muestra sus barricas de acero y las de roble, que cada vez son menos protagonistas, pero que aún forman parte del corazón de toda viña. Cuando no hay más que ver, Heinrich Männle nos dirige a su sala de degustaciones, un espacio cálido e íntimo donde nos da a conocer las cepas que elabora. “El cabernet sauvignon sigue siendo el favorito de los chilenos, creo que es porque gustan mucho de la carne”, señala, mientras algunos difieren de su postura, aunque asumen que sí es una de las mejores cepas para acompañar los asados. Sin embargo, el cabernet es uno de los que tiene mejor acogida también dentro de este grupo, probablemente porque además va muy bien con los quesos y frutos secos que acompañan esta degustación.

13

FotografĂ­as:GuillermoMoreno

Guillermo Moreno

Los hallazgos de un explorador

14

L

a suerte de Guillermo Moreno pocos la tienen. Se autodefine como una persona que posee dos trabajos que ama: el oficial y remunerado como fiscalizador de la Autoridad Sanitaria de Ñuble y el extraoficial como conocedor y fotógrafo de la flora y fauna de la provincia. A los once años partió su afición por interiorizarse sobre la biodiversidad y, si bien sus padres nunca se opusieron, sí se preocuparon por la excesiva cantidad de tiempo que este trabajo, como él lo llama, le demandaba. “Mis padres nunca se opusieron, aun cuando se preocuparon que yo ocupaba mucho tiempo en esto durante los períodos de estudios. Pese a eso, nunca me negaron seguir con esta pasión”, aclara Moreno. Fue este mismo interés por los animales y la flora que lo llevó a estudiar medicina veterinaria, profesión que le sirve para desarrollar su página web, www. nublenaturaleza.cl, la que lleva nueve años en funcionamiento, recibiendo 10 mil visitas mensuales, de las cuales el 70% son de chilenos y el 30% de extranjeros de latitudes tan distantes como Inglaterra o Japón.

¿Cómo nace la idea de esta página web? La página es para dar a conocer al común de las personas lo que es nuestra fauna y flora, aun cuando tiene una base científica. En ella se muestra una determinada especie, generalmente aquellas que voy logrando fotografiar en la naturaleza, imagen que va respaldada por una especie de monografía. ¿Qué es lo más extraño que le ha fotografiado en sus excursiones? Encontré una especie de polilla en la zona de Las Trancas y San Fabián de Alico. De repente, por fijar diferentes lugares, uno encuentra especies que no están mencionadas para la zona y, al encontrarlas , uno va ampliando la diversidad geográfica y esto es un aporte propio. Por ejemplo, un libro de Adriana Hoffman señala que una especie de flor silvestre se halla-

ba hasta la Araucanía, pero por el hecho de encontrarla en esta zona uno aumenta la distribución geográfica de la misma.

¿Cómo comparte su tiempo de trabajo con esta afición? Para esto sólo dejo mi tiempo libre. Desde las 18 horas del viernes, el sábado y el domingo son para este trabajo y para dedicarme a conocer más de la biodiversidad de Ñuble. Ya no es solamente la fauna porque de repente la fauna no se resume en mamíferos, aves o reptiles y pare de contar; la fauna es mucho más que eso, y mi profesión lo dice. ¿Por qué es tan importante Ñuble en el tema de la flora y fauna? Ñuble es interesante porque está en el límite geográfico de Chile, ya que varias especies llegan hasta aquí desplazándose desde el sur marcando éste como

su límite norte, mientras otras especies que vienen desde el norte lo marcan como su límite sur. Muchos científicos se han dedicado a estudiar acá, desde la época de Claudio Gay, que estuvo dando vueltas entre Cauquenes y Quirihue. Acá también estuvieron Philippi, Carlos Porter y un montón de otros científicos. Un conocedor de la zona Las solicitudes de información sobre la flora y fauna de Ñuble provienen desde todas partes del mundo. Solicitudes de información de árboles como el Maqui, o de los animales que Moreno ha fotografiado, han llegado desde el exterior y de instituciones chilenas como Conaf. “Como en esta página se trabaja con nombres científicos, todos los pueden encontrar, incluso la gente de Japón o de cualquier parte del mundo que no sepa in-

15

glés o español, pero que con el sólo hecho de colocar el nombre científico dará con el sitio.

ne?

¿Cuántas imágenes tie-

Ya no hablo de cantidad sino de gigas, no tengo cantidad definida, incluso estoy haciendo un trabajo para una nueva página de internet. Cuando partí con esto me di cuenta que los insectos están relacionados con la flora, al final uno termina conociendo de flora pues si uno quiere fotografiar una determinada especie tiene que buscar un determinado hábitat, y dentro de ese hábitat uno debe buscar animales que están asociados al animal, al insecto, al ave o a lo que quiere encontrar.

¿Cómo se apoya para sacar adelante esta página? Mi hijo es quien me ayuda, ya que de otro modo no podría hacerlo. Me ayuda bastante y él me permite reflejar lo que quiero mostrar en la página web. Entonces ni hablar de auspiciadores... (Ríe) Este trabajo se ha

16

hecho a puro pulso y por el gusto y la fascinación que siento por la naturaleza, ya que es desde mi propio bolsillo y mi familia quienes me apoyan. Gracias a ellos he ido conociendo la Cordillera de la Costa y el litoral, y de ahí nace todo el material que doy a conocer.

¿Espera alguna recompensa? (Calla) No, para nada.

¿Cuál es el mejor lugar para fotografiar? -Eso no va a depender de lo que busque en un momento determinado. Lo que siempre me ha gustado es la cordillera y en el período de mayor biodiversidad vigente, que son los meses de noviembre y diciembre; pero de a poco hay que irlo descubriendo porque esto es algo de pulso. ¿Cuál es la especie que más le gusta? A esta altura no tengo predilección por ninguna. (Aunque por un instante de silencio parece pasar por su mente la imagen de aquella que prefiere reservarse sólo para él).


Explora Ñuble 2. Junio Julio de 2013