Page 1

DíadelSeñor

SEMANARIO LITÚRGICO 2 DE FEBRE RO D E 201 4

DOMINGO:

LA PRESENTACIÓN DEL SEÑOR

Mis ojos han visto al Salvador

DIÓCESIS DE LOJA

La voz del Pastor Jesús entró por primera vez en el templo, que Él consideraba la casa de su Padre, en brazos de su madre. A su encuentro le salió un anciano venerable que esperaba al Salvador de Israel. Su mirada contemplativa lo descubrió en un niño, pequeño y frágil. Sin dudarlo, le tendió los brazos y acogió la salvación. Ahora ya puede morir en paz... Ah, y acuérdense hoy de los consagrados y consagradas de nuestra Iglesia. Es su día. Que ellos nos transmitan también la luz... † Julio, Obispo A. A. de Loja.

UNIVERSIDAD TÉCNICA PARTICULAR DE LOJA

La Universidad Católica de Loja Semanario Litúrgico de la Diócesis de Loja · Nº 000102 - 20000 ejemplares Director: P. Luis Marcelo Enríquez M. Delegado diocesano de Pastoral Litúrgica liturgialoja@hotmail.com 2 561039 - 0991959499

REFLEXIÓN

“Presentación del Niño Jesús en el Templo”

En la fiesta de hoy contemplamos a Jesús, a quien María y José llevan al templo «para presentarlo al Señor». En esta escena evangélica se revela el misterio del Hijo de la Virgen, que vino al mundo para cumplir la voluntad del Padre. En esta escena podemos apreciar el encuentro de los dos Testamentos: Antiguo y Nuevo. Jesús entra en el antiguo templo, Él, que es el nuevo Templo de Dios, viene a visitar a su pueblo, llevando a cumplimiento la obediencia a la Ley. Es interesante observar de cerca esta entrada del niño Jesús en la solemnidad del templo, en medio de un gran ir y venir de numerosas personas, ocupadas en sus asuntos: los sacerdotes y los levitas con sus turnos de servicio, los numerosos devotos y peregrinos, deseosos de encontrarse con el Dios. Pero ninguno de ellos se entera de nada. Jesús es un niño como los demás, hijo primogénito de dos padres muy sencillos. Incluso los sacerdotes son incapaces de

captar los signos de la nueva y particular presencia del Mesías. SOlo dos ancianos: Simeón y Ana, descubren la gran novedad. Guiados por el Espíritu Santo, encuentran en ese Niño el cumplimiento de su larga espera y vigilancia. Ambos contemplan la luz de Dios, que viene para iluminar el mundo. En la actitud profética de los dos ancianos está toda la Antigua Alianza que expresa la alegría del encuentro con el Redentor. La Presentación de Jesús en el templo constituye un icono elocuente de la entrega total de la propia vida para cuantos, hombres y mujeres, están llamados a reproducir en la Iglesia y en el mundo, mediante los consejos evangélicos, «los rasgos característicos de Jesús virgen, pobre y obediente». Recordemos, por lo tanto, a quienes han consagrado totalmente su vida al Señor, que Él sea quien les anime a renovar su consagración.


RITOS INICIALES 1.MONICIÓN DE ENTRADA

Bienvenidos todos. Hoy celebramos la fiesta de la Presentación del Señor, conocida también como el Día de la Candelaria. Que Cristo sea para nosotros la luz que ilumine nuestro camino. Iniciamos cantando. 2. RITO PENITENCIAL

Hermanos: para celebrar dignamente estos sagrados misterios, reconozcamos nuestros pecados. V. Señor, ten misericordia de nosotros. R. Porque hemos pecado contra ti. V. Muéstranos, Señor, tu misericordia. R. Y danos tu salvación. 3. ORACIÓN COLECTA

Dios todopoderoso y eterno, suplicamos humildemente a tu majestad que, de la misma manera como en el día de hoy tu Hijo Unigénito fue presentado en el templo con nuestra naturaleza humana, igualmente nos concedas, purificados en el espíritu, presentarnos ante Ti. Por nuestro Señor Jesucristo...

la ofrenda de Judá y de Jerusalén, como en los días pasados, como en los años antiguos". Palabra de Dios. 6. SALMO RESPONSORIAL

Salmo 23

R. El Señor es el rey de la gloria. ¡Puertas, ábranse de par en par; agrándense, portones eternos, porque va a entrar el rey de la gloria! R. ¿Y quién es el rey de la gloria? Es el Señor, fuerte y poderoso, el Señor, poderoso en la batalla. R. ¡Puertas, ábranse de par en par, agrándense, portones eternos, porque va a entrar el rey de la gloria! R. Y ¿quién es el rey de la gloria? El Señor, Dios de los ejércitos, es el rey de la gloria. R. 7. SEGUNDA LECTURA

LITURGIA DE LA PALABRA 4. MONICIÓN PARA LAS LECTURAS

San Pablo, en la segunda lectura, nos habla de la elección de Dios que hace con los débiles y despreciados del mundo; y en este mismo sentido, el Señor, en el evangelio de san Mateo nos habla de las bienaventuranzas. Escuchemos. 5. PRIMERA LECTURA

Lectura del libro del profeta Malaquías 3, 1-4 Esto dice el Señor: "He aquí que yo envío a mi mensajero. Él preparará el camino delante de mí. De improviso entrará en el santuario el Señor, a quien ustedes buscan, el mensajero de la alianza a quien ustedes desean. Miren: Ya va entrando, dice el Señor de los ejércitos. ¿Quién podrá soportar el día de su venida? ¿Quién quedará en pie cuando aparezca? Será como fuego de fundición, como la lejía de los lavanderos. Se sentará como un fundidor que refina la plata; como a la plata y al oro, refinará a los hijos de Leví y así podrán ellos ofrecer, como es debido, las ofrendas al Señor. Entonces agradará al Señor

Lectura de la carta a los hebreos 2, 14-18 Hermanos: Todos los hijos de una familia tienen la misma sangre; por eso, Jesús quiso ser de nuestra misma sangre, para destruir con su muerte al diablo, que mediante la muerte, dominaba a los hombres, y para liberar a aquellos que, por temor a la muerte, vivían como esclavos toda su vida. Pues como bien saben, Jesús no vino a ayudar a los ángeles, sino a los descendientes de Abraham; por eso tuvo que hacerse semejante a sus hermanos en todo, a fin de llegar a ser sumo sacerdote, misericordioso con ellos y fiel en las relaciones que median entre Dios y los hombres, y expiar así los pecados del pueblo. Como Él mismo fue probado por medio del sufrimiento, puede ahora ayudar a los que están sometidos a la prueba. Palabra de Dios. 8. ANTÍFONA ANTES DEL EVANGELIO

R. Aleluya, aleluya. Tú eres, Señor, la luz que alumbra a las naciones y la gloria de tu pueblo, Israel. R. Aleluya.


9. EVANGELIO

que ejercen algún ministerio en la Iglesia; para que sepamos reconocer a Cristo, pobre y doliente encarnado en los pobres y desvalidos. OREMOS:

Transcurrido el tiempo de la purificación de María, según la ley de Moisés, ella y José llevaron al niño a Jerusalén para presentarlo al Señor, de acuerdo con lo escrito en la ley: Todo primogénito varón será consagrado al Señor, y también para ofrecer, como dice la ley, un par de tórtolas o dos pichones. Vivía en Jerusalén un hombre llamado Simeón, varón justo y temeroso de Dios, que aguardaba el consuelo de Israel; en él moraba el Espíritu Santo, el cual le había revelado que no moriría sin haber visto antes al Mesías del Señor. Movido por el Espíritu, fue al templo, y cuando José y María entraban con el niño Jesús para cumplir con lo prescrito por la ley, Simeón lo tomó en brazos y bendijo a Dios, diciendo: "Señor, ya puedes dejar morir en paz a tu siervo, según lo que me habías prometido, porque mis ojos han visto a tu Salvador, al que has preparado para bien de todos los pueblos; luz que alumbra a las naciones y gloria de tu pueblo, Israel". El padre y la madre del niño estaban admirados de semejantes palabras. Simeón los bendijo, y a María, la madre de Jesús, le anunció: "Este niño ha sido puesto para ruina y resurgimiento de muchos en Israel, como signo que provocará contradicción, para que queden al descubierto los pensamientos de todos los corazones. Y a ti, una espada te atravesará el alma". Había también una profetisa, Ana, hija de Fanuel, de la tribu de Aser. Era una mujer muy anciana. De joven, había vivido siete años casada y tenía ya ochenta y cuatro años de edad. No se apartaba del templo ni de día ni de noche, sirviendo a Dios con ayunos y oraciones. Ana se acercó en aquel momento, dando gracias a Dios y hablando del niño a todos los que aguardaban la liberación de Israel. Y cuando cumplieron todo lo que prescribía la ley del Señor, se volvieron a Galilea, a su ciudad de Nazaret. El niño iba creciendo y fortaleciéndose, se llenaba de sabiduría y la gracia de Dios estaba con Él. Palabra del Señor.

2. Por los maestros y por todos los que trabajan en la educación de los niños y adolescentes, para que, se esfuercen por transmitir no solo la ciencia, sino una formación integral que vele por el derecho de todos. OREMOS:

Acoge, Padre, nuestras peticiones, Tú que quieres que todos tus hijos nos unamos en un único rebaño bajo la guía del único pastor, Jesucristo, tu Hijo que vive y reina por los siglos de los siglos.

10. PROFESIÓN DE FE

RITO DE CONCLUSIÓN

Lectura del santo Evangelio según san Lucas 2, 22-40

11. ORACIÓN DE LOS FIELES

Presentemos al Señor aquellas intenciones que tenemos en nuestro corazón y digamos confiados en que seremos escuchados: ESCÚCHANOS SEÑOR. 1. Por el papa Francisco, por los obispos, y todos los

3. Por los que son discriminados a causa de su raza, religión o inclinación sexual, para que encuentre la comprensión debida en Dios que los ama y está pendiente siempre de ellos. OREMOS: 4. Por el bienestar de los que formamos esta asamblea, y también por aquellos que no han podido asistir, para que, todos juntos siempre nos reconozcamos como hermanos. OREMOS:

LITURGIA EUCARÍSTICA 12. ORACIÓN SOBRE LAS OFRENDAS

Te rogamos, Señor, que te sea grata la ofrenda de tu Iglesia exultante de gozo, pues quisiste que tu Hijo Unigénito se ofreciera a Ti, como cordero inmaculado, para la vida del mundo. Por Jesucristo, nuestro Señor 13. ORACIÓN DESPUÉS DE LA COMUNIÓN

Por los santos misterios que acabamos de recibir, realiza, Señor, en nosotros la obra de tu gracia, Tú, que colmaste la esperanza de Simeón; para que, así como él no vio la muerte sin que antes sostuviera en sus brazos a Cristo, que también nosotros, que vamos al encuentro del Señor, obtengamos la vida eterna. Por Jesucristo, nuestro Señor. V. El Señor esté con ustedes. R. Y con tu espíritu. V. La bendición de Dios Todopoderoso, Padre, Hijo, † y Espíritu Santo, descienda sobre ustedes. R. Amén. V. Glorifiquen al Señor con su Vida. Pueden ir en paz. R. Demos gracias a Dios.


Lectura bíblica diaria •2 Sam 15,13-14.30/16,5-13/ Sal 3/M

3

SAN BLAS

4

SAN ANDRÉS CORSINI, OBISPO

• 2 Sam 18,9-10.14-24-25.30-19,3/ Sal 85/ Mc 5,21-43.

5

SANTA ÁGUEDA

• 2 Sam 24,2.9-17/ Sal 31/ M

6

SAN PABLO MIKI

• 1 Re 2,1-4.10-12/ Sal R: 1 Cro 29,10-1

7

SAN RICARDO

• Sir 47,2-13/ Sal 17/ Mc

8

SAN JERÓNIMO EMILIANI

• 1 Re 3,4-13/ Sal 118/ Mc

9

DOMINGO V TIEMPO ORDINARIO

• Is 58,7-10/ Sal 111/ 1 Cor 2,1-5

EMERGENCIAS 24 HO RAS Telé f.: 2614162

a. Cía. Ltda.

Santoral

• Contenidos: Departamento Litúrgico de la Diócesis deLoja . Telf. 2561039 • Diseño: Pastoral Litúrgica • Impresión: Ediloj

DOMINGO : L.H.: OFICIO DE LA FIESTA, CICLO A.

Evangelio dominical  

Evagelizando

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you