Issuu on Google+


8

Subero Isa afirma gestión de Jiménez Peña debe inscribirse con letras indelebles

47

Pina Toribio dice Gobierno trabaja por una Ley de Ministerios

48

Procuraduría incauta y destruye cientos de máquinas tragamonedas

62

Ponencia en Barbados: Del encarcelamiento al sistema de correccion

68

Jueces conocen de cerca Nuevo Modelo Penitenciario

80

Posesionan a Johanna Reyes Hernández como nueva fiscal de La Vega

86

RD solicita a EE.UU. conmutar pena de muerte a pelotero criollo

Dr. Radhamés Jiménez Peña Procurador General de la República Consejo Editorial Ángel Castillo Tejada Rodolfo Espiñeira Ceballos Roxanna Reyes Acosta Pedro Féliz Montes De Oca Marisol Tobal Williams Gladys Checo de Almonte Henry Garrido Julieta Tejada  Fernando Quiroz Germán Santiago Editor Germán Santiago Coordinador Fernando Quiroz Corrección Fior D’aliza Mejía Cuidado María Mercedes Disla Distribución: Víctor j. Quezada Redacción Elvis Paredes Silvio Cabrera Luisa Matos !"#"$%&'(& Juan Carlos Reyes Moreno Víctor Acosta De León Administración Ángela Contreras Firmas: Luis Henry Molina Sergio Sarita Valdez Ana Mercedes Medos Veloz Idelfonso Reyes Arelis Ricourt Gómez Antonio Ciriaco Cruz Olivo A. Rodríguez Huertas Henry Garrido Francisco García Rosa Diseño y Diagramación Ricardo Diplán 809‐354‐4657 ricardodiplan@gmail.com 

Impresión Editora Corripio C. Por A.

MINISTERIO PÚBLICO Es una publicación periódica de la Procuraduría General de la República.

Prohibida su reproducción total o parcial conforme lo disponen las  Leyes  de Propiedad Intelectual (65‐00 sobre Derecho de Autor)  y  20‐00  de Pro‐ !"#$%$&'($)*+,"%-&&.&#(&-/&0)#&*#&,#1"#,#&%&,#2"*+,/&$#&3%,4%*&&$#&567,"4%*&8& nombres comerciales)  de República Dominicana.

Av. Enrique Jiménez Moya Esq. Juan De Dios Ventura Simó,  Centro de los Héroes de Constanza, Maimón y Estero Hondo,  Santo  Domingo,  D.N.  Rep.Dom.  Tels.  (809)  533­3522,  Exts.  244 y 242; (809) 480­8701. www.procuraduria.gov.do 


rjimenez@procuraduría.gov.do

EL FORTALECIMIENTO

DEL MINISTERIO PÚBLICO

A LA LUZ DE LA CONSTITUCIÓN El  término  Constitución  o  Carta  Magna  hace  referencia  al  conjunto de normas que determinan el ordenamiento jurí‐ dico de un Estado, especialmente la organización de los po‐ deres públicos y sus competencias, así como los deberes y  derechos de los ciudadanos. En  ese  sentido,  es  para  nosotros  de  gran  satisfacción  que  en nuestra Carta Magna se haya tomado especialmente en  !"#$%&'&(')*$*+%#,*-'./0(*!-'1"#'2&'+*3-'3#4*$*3-'!-5-'#+6' el órgano del sistema de justicia responsable de la formu‐ lación e implementación de la política del Estado contra la  criminalidad, dirige la investigación penal y ejerce la acción  pública en representación de la sociedad. Siempre insistimos en la necesidad de que el Ministerio Pú‐ blico  como  órgano  adquiriera  un  respaldo  constitucional  que  le  asegurara  a  sus  miembros  mayor  independencia  y  #+%&0*(*3&3' 7&,&' 0#$#4*!*-' 3#' (&' +-!*#3&3' 1"#' 3#0#' !-$%&,' !-$'8"$!*-$&,*-+'#+7#!*&(*9&3-+6'#4*!*#$%#+':'!&7&!*%&3-+; <&' 4*=",&' 3#(' )*$*+%#,*-' ./0(*!-6' 7,#+#$%#' #$' %-3&' $"#+%,&' historia  republicana,  se  ve  en  el  nuevo  marco  constitucio‐ $&(' !-$4*=",&3-' #$' +"+' &+7#!%-+' #+#$!*&(#+6' %&(#+' !-5->' (&' asignación de su misión institucional, el reconocimiento de  un sistema de carrera que le proporciona estabilidad e in‐ dependencia  a sus miembros, la creación de un órgano de  gobierno interno y consagración de su autonomía funcional  y la de sus principios rectores. El  reconocimiento  constitucional  del  Ministerio  Público  como  protagonista  del  proceso  penal  y  como  responsable  de la implementación de la política criminal del Estado, re‐ &4*,5&'#('8-,%&(#!*5*#$%-'*$+%*%"!*-$&('#$'#('1"#'2#5-+'#+%&‐ do inmersos y que hoy en día es una realidad palpable. .-,'-%,&'7&,%#6'!-$'(&'*$%#=,&!*?$'3#'(&'4*=",&'3#('.,-!",&‐ dor  General  de  la  República  en  el  Consejo  Nacional  de  la 

)&=*+%,&%",&6' +#' 7-$#' 3#' 5&$*4*#+%-' (&' ,#7,#+#$%&%*@*3&3' del Ministerio Público y su posicionamiento como actor es‐ telar del sistema de justicia, con lo cual me siento altamente  complacido al cosechar los frutos del esfuerzo del equipo de  hombres y mujeres que nos han acompañado en la tarea de  dirigir esta Procuraduría General de la República. Como toda transformación normativa, los avances que trae  !-$+*=-' (&' $"#@&' A-$+%*%"!*?$' 3#' (&' B#7/0(*!&' +*=$*4*!&$' &' su vez nuevos e importantes retos y compromisos para la  institución, los cuales implican a una adecuación legal y or‐ ganizacional  del  Ministerio  Público,  de  modo  que  la  pieza  constitucional  marca  el  punto  de  partida  de  una  nueva  y  prometedora etapa de la historia del Ministerio Público en  la República Dominicana.

Doctor Radhamés Jiménez Peña PROCURADOR GENERAL DE LA REPÚBLICA

Ministerio Público

3


DISPOSICIONES DE LA CONSTITUCIÓN

SOBRE EL MINISTERIO PÚBLICO CAPÍTULO V DEL MINISTERIO PÚBLICO !"#$%&'() *+,-.  Definición  y  fun‐ ciones.  El  Ministerio  Público  es  el  órgano  del  sistema  de  justicia  res‐ ponsable de la formulación e imple‐ mentación  de  la  política  del  Estado  contra  la  criminalidad,  dirige  la  in‐ vestigación  penal  y  ejerce  la  acción  pública  en  representación  de  la  so‐ ciedad. Párrafo I.­ En el ejercicio de sus fun‐ ciones, el Ministerio Público garanti‐ zará los derechos fundamentales que  asisten  a  ciudadanos  y  ciudadanas,  promoverá  la  resolución  alternativa  de disputas, dispondrá la protección  de víctimas y testigos y defenderá el  interés público tutelado por la ley. Párrafo II.‐ La ley regulará el funcio‐ namiento  del  sistema  penitenciario  bajo  la  dirección  del  Ministerio  Pú‐ blico u otro organismo que a tal efec‐ to se constituya. !"#$%&'() */0-.  Autonomía  y  princi‐ pios  de  actuación.  El  Ministerio  Pú‐ blico  goza  de  autonomía  funcional,  administrativa  y  presupuestaria.  Ejerce  sus  funciones  conforme  a  los  principios  de  legalidad,  objetividad,  unidad de actuaciones, jerarquía, in‐ divisibilidad y responsabilidad.

SECCIÓN I DE LA INTEGRACIÓN !"#$%&'()*/*-. Designación y requi‐ sitos.  El  Presidente  de  la  República  designará al Procurador General de la  República y la mitad de sus procura‐ dores adjuntos. Para ser Procurador  General de la República o adjunto se  requieren los mismos requisitos que  para ser juez de la Suprema Corte de  Justicia. La ley dispondrá la forma de  designación  de  los  demás  integran‐ tes del Ministerio Público. !"#$%&'()*/1-.)Integración e incom‐

4

Ministerio Público

patibilidades.  El  Ministerio  Público  está integrado por el Procurador Ge‐ neral de la República, quien lo dirige,  y por las y los demás representantes  establecidos por la ley. Párrafo  I.­  El  Ministerio  Público  es‐ tará  representado  ante  la  Suprema  Corte  de  Justicia  por  el  Procurador  General de la República y por las y los  procuradores  adjuntos,  de  conformi‐ dad con la ley. Su representación ante  las  demás  instancias  judiciales  será  dispuesta por ley. Párrafo  II.­  La  función  de  represen‐ tante del Ministerio Público es incom‐ patible con cualquier otra función pú‐ blica  o  privada,  excepto  la  docente  y,  mientras permanezcan en el ejercicio  de sus funciones, no podrán optar por  ningún  cargo  electivo  público  ni  par‐ ticipar en actividad político partidista.

SECCIÓN II DE LA CARRERA  !"#$%&'()*/2-. Sistema de carrera. El  Ministerio Público se organiza confor‐ me  a  la  ley,  que  regula  su  inamovili‐ dad, régimen disciplinario y los demás  preceptos  que  rigen  su  actuación,  su  escuela de formación y sus órganos de  gobierno,  garantizando  la  permanen‐ cia de sus miembros de carrera hasta  los setenta y cinco años.

SECCIÓN III DEL CONSEJO SUPERIOR  !"#$%&'()*/3-. Integración. El órgano  de gobierno interno del Ministerio Pú‐ blico es el Consejo Superior del Minis‐ terio Público, el cual estará integrado  3#'(&'5&$#,&'+*="*#$%#> 1) El Procurador General de la Repú‐ blica, quien lo presidirá; 2)  Un  Procurador  Adjunto  del  Procu‐ rador General de la República elegido  por sus pares;

3)  Un  Procurador  Ge‐ neral de Corte de Ape‐ lación  elegido  por  sus  pares; 4)  Un  Procurador  Fis‐ cal  o  su  equivalente  elegido por sus pares; 5) Un Fiscalizador ele‐ gido por sus pares. Párrafo.­' <&' (#:' 3#4*$*,C' #(' 8"$!*-$&‐ miento y organización de este consejo. !"#$%&'()*/4-‐ Funciones. Las funcio‐ nes del Consejo Superior del Ministe‐ ,*-'./0(*!-'+-$'(&+'+*="*#$%#+> 1) Dirigir y administrar el sistema de  la carrera del Ministerio Público; DE'<&'&35*$*+%,&!*?$'4*$&$!*#,&':'7,#‐ supuestaria del Ministerio Público; 3)  Ejercer  el  control  disciplinario  so‐ bre  representantes,  funcionarios  y  empleados del Ministerio Público, con  excepción  del  Procurador  General  de  la República; 4) Formular y aplicar los instrumentos  de  evaluación  de  los  representantes  del  Ministerio  Público  y  del  personal  administrativo que lo integran; 5) Trasladar a representantes del Mi‐ $*+%#,*-' ./0(*!-6' 7,-@*+*-$&(' -' 3#4*$*‐ tivamente,  de  una  jurisdicción  a  otra  cuando sea necesario y útil al servicio,  con las condiciones y garantías previs‐ tas en la ley, con excepción de las y los  procuradores adjuntos del Procurador  General de la República; 6)  Crear  los  cargos  administrativos  que sean necesarios para que el Minis‐ terio  Público  pueda  cumplir  las  atri‐ 0"!*-$#+' 1"#' (#' !-$4*#,#' #+%&' A-$+%*‐ tución y las leyes; FE'<&+'3#5C+'8"$!*-$#+'1"#'(#'!-$4*#‐ ra la ley.


FUNCIONARIOS DE USAID Y EMBAJADA EE.UU.

VALORAN DESARROLLO SISTEMA PENITENCIARIO DOMINICANO RESALTAN RESPETO DERECHOS HUMANOS Funcionarios  de  la  Embajada  de  los  Estados  Unidos  en  el  país  y  de  la  Agencia de los Estados Unidos para el  Desarrollo  Internacional  (USAID)  va‐ loraron el desarrollo que experimenta  el  sistema  penitenciario  dominicano,  al tiempo de resaltar que el nuevo mo‐ delo que implementan las autoridades,  es un ejemplo para el mundo. G%#72#$'H,&=#,6'-4*!*&('#$'I#5-!,&!*&6' Gobernabilidad y Oportunidades Eco‐ nómicas de la USAID, y George P. Quin‐ (&$6'&=,#=&3-'J",K3*!-'3#'(&'L4*!*$&'M#‐ deral de Investigación de la Embajada  de  los  Estados  Unidos  realizaron  un  recorrido  junto  al  procurador  Radha‐ més  Jiménez  Peña,  su  adjunto  Frank  Soto,  y  el  coordinador  del  Nuevo  Mo‐ delo  Roberto  Santana  por  los  centros  de corrección y rehabilitación de Moca  y Rafey de Santiago.

Roberto Santana en compañía de los funcionarios de la Embajada de los EE.UU. y de  la USAID, durante el recorrido por el CCR de Moca. 

Brager manifestó que no sólo se trata  3#'"$'$"#@-'5-3#(-'#$'#3*4*!*-+'#'*$‐ 8,&#+%,"!%",&+'4K+*!&+6'+*$-'"$'#+8"#,9-' especialmente  dirigido  a  la  regenera‐ ción humana. “Le damos las gracias por invitarnos a  conocer  este  nuevo  modelo  peniten‐ ciario”, agregó. Mientras  que  George  P.  Quinlan  dijo  que  en  su  país  no  existen  programas  penitenciarios  como  el  nuevo  modelo  que se implanta en la República Domi‐ nicana. “Yo  les  felicito  por  dar  esa  oportuni‐ Funcionarios de la Embajada de los EE.UU. y la USAID reciben explicaciones de Rober‐ dad,  de  empezar  de  nuevo  y  salir  de  to Santana y de Erickson Bobadilla en el CCR de Moca. En la mesa dos internos leen. aquí como personas que contribuyan a  Agentes  de  Vigilancia  y  Tratamiento  Dijo  que  todos  esos  programas  pro‐ su sociedad y al país”, Penitenciario  (VPTs)  a  los  internos  curan  dar  una  segunda  oportunidad  indicó Quinlan. en  los  diferentes  centros  del  nuevo  a las personas que le han fallado a la  modelo, “quienes los tratan, como lo  sociedad.  Precisó  que  trabajan  para  El  magistrado  Radhamés  Jiménez  re‐ que son, seres humanos, respetándo‐ rehabilitarlos  y  reinsertarlos  como  saltó el trato humano que ofrecen los  les todos sus derechos”. entes productivos a la sociedad. Ministerio Público

5


PARTICIPACIÓN CIUDADANA INAUGURA EN LA VEGA

CASA COMUNITARIA DE JUSTICIA OTRAS FUNCIONAN EN SANTO DOMINGO Y SANTIAGO El máximo representante del Ministe‐ ,*-'./0(*!-'+-+%"@-'4*$&(5#$%#'1"#''(&' ,#+-("!*?$'3#'!-$4(*!%-+6'!-$'(&'5#3*&‐ ción de personas entrenadas para esos  4*$#+'#$'!#$%,-+'!-5-'(&+'!&+&+'!-5"‐ nitarias,  sirven para descongestionar   el sistema de justicia. En  nombre  de  Participación  Ciudada‐ na,  Chami  Isa  resaltó  el  apoyo  dado  por la Procuraduría General de la Re‐ pública para que el nuevo centro que‐ dara en funcionamiento, al tiempo que  #P7,#+?'+"'&=,&3#!*5*#$%-'&''(&'-4*!*$&' del senador Sánchez, al ayuntamiento  municipal,  y  a  instituciones privadas  y organizaciones barriales de La Vega.

CEBALLOS OFRECE CIFRAS José Ceballos, coordinador de Casa Comunitaria de Justicia.

El  movimiento  cívico  Participación  Ciudadana  (PC)  inauguró  en  el  sector  Villa Rosa,  La Vega,  la tercera Casa Co‐ munitaria de Justicia, en un acto enca‐ bezado  por el procurador general de  la República, Radhamés Jiménez Peña,  y  Samir  Chami  Isa,  coordinador  de  la  #$%*3&3' ' &$4*%,*-$&6' ,#7,#+#$%&%*@&' 3#' la sociedad civil.  Las demás casas comunitarias de Jus‐ ticia  funcionan  en  Herrera,  Santo  Do‐ mingo Oeste, y en el barrio Cienfuegos,   Santiago  de  los  Caballeros.  El  coordi‐ nador del proyecto es el líder comuni‐ tario capitalino José Ceballos. Al  acto  de  inauguración  asistieron  el  senador  Euclides  Sánchez;  el  síndico  municipal,  Fabio  Ruiz;  el  procurador  general de la Corte de Apelación,  Víc‐ %-,' N-$9C(#96' :' (&' 7,-!",&3-,&' 4*+!&(6' Johanna Reyes, todos de La Vega.  También,  el  comisionado  de  apoyo  para  la  Reforma  y  Modernización  de  la Justicia, Lino Vásquez;  el presidente 

6

Ministerio Público

de la Asociación Pro Desarrollo de La  Vega, Isaac Polanco, así como los  pro‐ !",&3-,#+' 4*+!&(#+' 3#' G&$%*&=-6' O#$*' Berenice Reynoso, y de Santo Domin‐ go, Perfecto Acosta. Al hablar, el magistrado Jiménez Peña  planteó  la  necesidad  de  que  la  justi‐ cia se acerque cada vez más al pueblo,  tras indicar que la inmensa mayoría de  7-0,#+'%*#$#'3*4*!"(%&3#+'7&,&'&!!#3#,' a  ella  y  que  a  veces  no  dispone  ni  si‐ quiera del dinero para pagar un pasaje  2&+%&'(-+'%,*0"$&(#+'-'4*+!&(K&+;' Sostuvo  que  esa  realidad    se  da    ma‐ yormente en los campos apartados del  país y hasta en los barrios de la capital  y de las principales provincias. “Necesitamos  una  justicia  ágil,  efecti‐ va  y  transparente”,  dijo  el  magistrado  Jiménez  Peña  tras  la  inauguración  de  la Casa Comunitaria de Justicia que en   La  Vega  estará  coordinada  por  Rosa  Núñez.  

José  Ceballos  destacó  que  durante  el  período enero‐octubre 2009 las Casas  Comunitarias de Justicia  han recibido  a 21 mil ,949 usuarios. De esta cifra,  dijo, el porcentaje de mu‐ J#,#+'0#$#4*!*&3&+'#+'3#'Q;RS;' B#@#(?' 1"#' +#' 2&$' 0#$#4*!*&3-' *="&(‐ mente  763  representantes  de  organi‐ zaciones  comunitarias,  quienes  han  sido entrenadas en temas relacionados  con sus derechos y deberes y sobre las  leyes  y  herramientas  que  facilitan  su  acceso a la justicia.  

SERVICIOS

Dentro de los servicios que ofrecen las  A&+&+' A-5"$*%&,*&+' 3#' T"+%*!*&' ' 4*="‐ ran,  mediación,  conciliación,  informa‐ ción  legal,  orientación  legal  popular  para  el  manejo  de  procedimientos  y  herramientas  que  faciliten  el  acceso  ciudadano  a  la  justicia  y  al  gobierno  (-!&(;' U&50*V$6' +#,@*!*-+' 3#' 4*+!&(K&6' asistencia psicológica, municipalidad y  presupuesto participativo y desarrollo  de red de promotores de justicia.


EN COORDINACIÓN CON PROCONSUMIDOR

FISCALES DEL DN ACTUARÁN CONTRA MAFIAS DE GAS Y OTROS SERVICIOS NUEVA CONSTITUCIÓN Y LEY 358-05 PROTEGEN A CONSUMIDORES usando  mecanismos  fraudulentos,  es‐ tafen a los consumidores.

DENUNCIAS  De su lado, Altagracia Paulino dijo que  los  consumidores  pueden  denunciar  a  los  colmados,  supermercados,  ven‐ dedores  de  tarjetas,  los  fraudes  con  tarjetas de crédito, los daños ocasiona‐ dos por alto voltaje, alteraciones en la  fecha de vencimiento del producto y a  las estaciones de GLP y de gasolina.

!"#$%&$'($)*$+"(,-).)!"/0$,1&-)2-3'-3-)4&5$,)/")'-,6/&,(-7

La  Fiscalía  del  Distrito  Nacional    y  el   Instituto Nacional de Protección a los  Derechos  del  Consumidor  (Procon‐ sumidor),  actuarán  unidos  para  per‐ seguir y procesar judicialmente  a las  estaciones de expendio de gas licuado  de petróleo (GLP) y de otros combusti‐ bles, bienes y servicios,  que estafen a  la ciudadanía.  W+K' (-' #+%&0(#!#' "$' !-$@#$*-' 4*,5&3-' 7-,'#('4*+!&('!&7*%&(*$-6'W(#J&$3,-')-+‐ coso Segarra, y la titular de Proconsu‐ midor, Altagracia Paulino )-+!-+-' G#=&,,&' &$"$!*?' 1"#' (&+' 4*+‐ calías  barriales  se  ponen  desde  ya  al  servicio  de la ciudadanía para que de‐ nuncien a los establecimientos comer‐ ciales y estaciones de expendio de gas  licuado  de  petróleo  (GLP)  y  de  otros  combustibles que especulen I*J-' 1"#' +#' 3#+*=$?' "$' 4*+!&(' &3J"$%-' para que realice los operativos de su‐ pervisión,  junto a Proconsumidor, en 

cumplimiento  de  la  Ley  358‐  05  de  protección  a  los  derechos  ciudadanos  en la materia.   G-+%"@-''1"#'#$'(-'&3#(&$%#'(-+'4*+!&(#+' barriales  serán  agentes  de  recepción  de denuncias contra comerciantes que  violen las disposiciones legales. X$3*!?'1"#'(&+'4*+!&(K&+'0&,,*&(#+'0,*$‐ darán  todo  su  apoyo  a  la  labor  de  Proconsumidor  para  que  supervise  a  todos los comerciantes y proceda a so‐ meter a los tribunales a aquellos que, 

Expresó  que  el  objetivo  del  convenio  es  establecer    mecanismos  institu‐ cionales  para  acercar  a  la  ciudadanía  la  protección  de  sus  derechos  como  consumidores  y  usuarios,  a  través  de  (&+' M*+!&(K&+' H&,,*&(#+' :' 3#' (-+' 4*+!&(*‐ zadores que a diario luchan por cons‐ truir una ciudad más libre, protectora  y segura. Manifestó  que  mediante  el  convenio  también  se  busca  propiciar  jornadas  3#'!&7&!*%&!*?$'#8#!%*@&+'!-$'(&'4*$&(*‐ dad de que el Ministerio Público pueda  asumir su competencia legal de mane‐ ra satisfactoria dentro de las atribucio‐ $#+' 1"#' (#' !-$4*#,#' (&' <#:' N#$#,&(' 3#' Protección  a  los  Derechos  del  Consu‐ midor y Usuario.

El artículo 53 de la nueva Constitución establece que “toda persona tiene derecho a disponer de bienes y servicios de calidad, a una información objetiva, veraz y oportuna sobre el contenido y las características de los productos y servicios que use o consuma, bajo las previsiones y normas establecidas por la ley. Las personas que resulten lesionadas o perjudicadas por bienes y servicios de mala calidad, tienen derecho a ser compensadas o indemnizadas conforme a la ley”.

Ministerio Público

7


Los magistrados Radhamés Jiménez Peña y Jorge Subero Isa, junto a titulares de poderes judiciales iberoamericanos, quienes  participaron en un encuentro regional en el país.

JORGE SUBERO ISA AFIRMA:

GESTIÓN DE JIMÉNEZ PEÑA DEBE INSCRIBIRSE CON LETRAS INDELEBLES EN HISTORIA JUDICIAL El presidente de la Suprema Corte de  Justicia, Jorge Subero Isa, aseguró que  la gestión de Radhamés Jiménez Peña  como procurador general de la Repú‐ blica  puede  inscribirse  en  la  historia  de  la  justicia  dominicana  con  letras  indelebles por su gran entrega y sacri‐ 4*!*-'7&,&'(-=,&,'(&'*$+%*%"!*-$&(*3&3':' fortaleza del Ministerio Público. “Pero  sobre  todo,  por  ser  un  hombre  de bien, un hombre comprometido con  su país, un hombre comprometido con  un Ministerio Público que hace cuatro 

8

Ministerio Público

o cinco años estaba realmente rezaga‐ do”, puntualizó Subero Isa en visita al  procurador en compañía de presiden‐ tes  de  Cortes  Supremas,  Tribunales  Supremos de Justicia y Consejos de la  Judicatura  de  España,  Centroamérica  y el Caribe, quienes participaron en un  #$!"#$%,-' 7&,&' &4*&$9&,' :' 7-%#$!*&,' los Poderes Judiciales de la región ibe‐ roamericana  celebrada  en  el  hotel  El  Embajador de esta capital. En  la  reunión,  que  se  desarrolló  los  días 4 y 5 de febrero, participaron los 

presidentes  del  Tribunal  Supremo  y  del Consejo General del Poder Judicial  del Reino de España, Carlos Divar, así  como  los  presidentes  de  la  Corte  Su‐ prema  de  Justicia  de  Panamá,  Aníbal  Salas; de Costa Rica, Luis Paulino Mora;  de  Guatemala,  Erick  Alfonso  Álvarez  Mancilla, y de Nicaragua, José Manuel  Martínez Sevilla. También el presiden‐ te del Tribunal Supremo de Justicia de  Puerto Rico, Federico Hernández Den‐ ton,  y  David  Gonzalo  Cabezas  Flores,  presidente del Consejo Nacional de la  Judicatura de El Salvador. 


A  modo  de  información  a  los  juristas  internacionales, Subero manifestó que  en  la  gestión  de  Jiménez  Peña,  el  Mi‐ nisterio Público ha sido la entidad que  mayor  institucionalidad  ha  obtenido  en la República Dominicana en los úl‐ timos  años,  tras  destacar  la  “armonía  excelente” que ambos han mantenido. El presidente de la SCJ agregó que esa  relación se combina con una constante  comunicación entre el Poder Judicial y  el Ministerio Público. “Nosotros hemos  asumido el compromiso, tanto Radha‐ més y yo, de que si en algún momento  se  producen  diferencias,  resolverlas  institucionalmente antes de que llegue  a la opinión pública”, destacó Subero.  También  elogió  el  trabajo  del  director  de  la  Escuela  Nacional  del  Ministerio  Público, Ramón Emilio Núñez, de quien  dijo que es uno de los principales pro‐ tagonistas  del  Código  Procesal  en  la  República  Dominicana,  “sin  su  entu‐

En la reunión, que se desarrolló los días 4 y 5 de febrero, participaron los presidentes del Tribunal Supremo y del Consejo General del Poder Judicial del Reino de España, Carlos Divar, así como los presidentes de la Corte Suprema de Justicia de Panamá, Aníbal Salas; de Costa Rica, Luis Paulino Mora; de Guatemala, Erick Alfonso Álvarez Mancilla, y de Nicaragua, José Manuel Martínez Sevilla. También el presidente del Tribunal Supremo de Justicia de Puerto Rico, Federico Hernández Denton, y David Gonzalo Cabezas Flores, presidente del Consejo Nacional de la Judicatura de El Salvador.

siasmo  y  el  de  otras  personas  no  ten‐ dríamos el código”. Manifestó que Núñez es el responsable  de ejecutar los programas de adiestra‐ miento  para  capacitar  técnicamente  a  los  miembros  del  Ministerio  Público,  quienes tienen a su cargo la dirección  

de la investigación en los casos penales. Finalmente, agradeció el gesto del pro‐ curador  de  recibirlos  en  su  despacho  Y!-5-'&$4*%,*?$'3#'#+%&',#"$*?$6'&=,&‐ dezco el que nos haya dedicado estos  minutos  en  nombre  de  estos  amigos,  no  mío,  ni  siquiera  de  la  SCJ,  sino  del  país”, dijo Subero Isa. Ministerio Público

9


DICTÁMENES Y LITIGIOS

DOS VERTIENTES

EN DEFENSA DE LA SOCIEDAD Y EL ESTADO QUE LE IMPRIMEN VIDA Y OPERATIVIDAD A LA PROCURADURÍA 56'()78)7')100,)9:%#;<:86)1=10+)%;>(>)

Víctor Robustiano Peña, Ana Burgos, Ángel Castillo Tejada, Casilda Báez e Idelfonso Reyes, del equipo de procuradores generales  adjuntos del Departamento de Dictámenes y Litigios.

El Departamento de Dictámenes y Li‐ tigios  de  la  Procuraduría  General  de  la República emitio 2,206 dictámenes,   sólo  en  el  2009,  de  los  cuales  1,752  corresponden  a  recursos  de  casación  en materia civil e inmobiliaria y 374 a  recursos de casación en asunto penal.  En  jurisdicción  penal  Privilegiada  se  produjeron,  de  igual  forma,  tres  dic‐ támenes,  55  en  materia  disciplinaria,  15  en  materia  constitucional,  tres  en  querellas  contra  jueces  y  dos  en  que‐ rellas contra miembros del Ministerio  Público,  sobre  el  cual  recayeron  8  re‐ cusaciones.  Fue una labor intensa e ininterrumpi‐ da  en  un  promedio  de  1800  audien‐

10

Ministerio Público

cias, representadas por abogados asis‐ tentes del departamento que dirige el  primer sustituto del procurador gene‐ ral, Ángel Castillo Tejada. 

no  creado en virtud del Decreto 4807  de 1959. Está dirigido por Ana Andrea  Lara,  junto  a  su  personal  de  apoyo,  *$%#=,&3-' 7-,' (&' +#!,#%&,*&' T-+#4*$&'

El magistrado Castillo Tejada dijo que  sólo  en  el  área  de  litigios,  ese  depar‐ tamento representó al Estado domini‐ cano  en  un  total  de  605  casos,  de  los  cuales 252 son en materia de amparo  y 353 en materia civil. 

La Procuraduría General de la Repú‐ blica es un órgano del sistema de jus‐ ticia, dependiente del Poder Ejecuti‐ vo, dotado de autonomía funcional,  presupuestaria y administrativa. 

DEPARTAMENTO COMPLEJO Dictámenes  y  Litigios  es  un  departa‐ mento  complejo  que  gravita  también  sobre áreas administrativas, por lo que  tiene bajo supervisión a Control de Al‐ quileres  de  Casas  y  Desahucios,  órga‐

En  términos  administrativos  tiene  a su cargo las funciones  propias de  lo que fuera la Secretaría de Estado  o  Ministerio  de  Justicia,  a  cargo  de  órganos y estructuras que sirven de  soporte a las de carácter sustantivo.


8")9&-'+&$1-&)$10+,#-):,%/");$3#(""-)0+,#-)$)$<-%$1-3)$3(3#/,#/3).)9/&3-,$")$15(,(3#&$#(6-)1/")=/9$&#$5/,#-)1/)=('#>5/,/3).) Litigios.

Un hecho que ilustra la  calidad y  el crédito de este departamento  fue el relacionado con el asesinato del periodista Orlando Martínez  Howley, el 17 de marzo de 1975, cuyos autores fueron condenados en  primera instancia en el año 2000, y tras recurrir en Hábeas Corpus  el caso llegó a la Suprema Corte de Justicia. Los acusados alegaron  entonces que el caso había prescrito y que en su defecto merecían ser  favorecidos con la Ley de Amnistía de 1978,   lo cual  fue rechazado  mediante dictamen oral  del procurador general adjunto, Ángel Cas‐ tillo Tejada, por considerar irracional, absurda y carente de asidero  legal dicha acción,  cuyo dispositivo fue acogido en toda su parte por  el pleno del  más alto tribunal de justicia, que en tal sentido apoderó  del caso a la Corte de Apelación de San Pedro de Macorís,  en donde a  los acusados,  Mariano Durán Cabrera,  Rafael Alfredo Lluberes Ricart,   Joaquín Antonio Pou Castro y Emilio de la Rosa Beras se les impusie‐ ron penas de entre 30,  20 y 10 años. En el  caso de Pou Castro, la pro‐ pia suprema le aumentó de 20 a 30 años la condena en atención  a un  recurso de casación interpuesto luego por la familia Martínez Howley.  

Comprés y una auxiliar administrativa,  María Adalgisa Cabrera. Existe  una  Comisión  de  Apelaciones  ante  la  que  pueden  recurrir  los  pro‐ pietarios e inquilinos que no estén de  acuerdo con las decisiones del Control  de  Alquileres  de  Casas  y  Desahucios,  integrada por representantes del Pro‐ curador  General  de  la  República,  del  Ministro de Interior y Policía y del Al‐ calde del Distrito Nacional. Durante el 2009 esta área manejó 374  solicitudes de desalojo, emitió 252 re‐ soluciones  y  conoció  224  alegatos  de  las partes. Asimismo,  recibió 254 ape‐ laciones, propició 1,574 conciliaciones,  realizó  145  avalúos,  140  inventarios,  #5*%*?'FZ'!#,%*4*!&!*-$#+':'',#5*%*?'FD[' telegramas a las partes involucradas en  los asuntos de su competencia.  

LABOR EN DOS VERTIENTES Su función sustantiva está íntimamen‐ te  relacionada  con  la  función  jurisdic‐ cional,  que  consiste  en  aglutinar,  su‐ pervisar y coordinar la representación  del  interés  social  ante  los  diferentes  tribunales del orden judicial. Esa labor  la  realiza  a  través  de  un  cuerpo  espe‐ cializado  y  jerarquizado  que  se  deno‐ mina    Ministerio  Público,  encabezado  por el Procurador General de la Repú‐ blica, quien lo representa ante el pleno  de la Suprema Corte de Justicia, y sus 

diferentes cámaras, por sí mismo o por  medio de sus adjuntos.  También integran el Ministerio Público  los  Procuradores  Generales  de  Cortes  de  Apelación  y  sus  similares  ante  los  tribunales  especiales  de  segundo  gra‐ do y los Procuradores Fiscales, ante los  tribunales de primera instancia, todos  con sus respectivos adjuntos, así como  los  Fiscalizadores,  ante  los  Juzgados  de Paz.

El Departamento de Dictámenes y Li‐ tigios  constituye prácticamente el eje  del accionar  de la Procuraduría, pues  su labor en la representación del inte‐ rés social se desarrolla en dos vertien‐ tes  nodales,  como  bien  lo  explica  el  magistrado Castillo Tejada.  La  primera,  expone,  se  realiza  a  tra‐ vés de los dictámenes, que recogen la  opinión jurídica del Ministerio Público  sobre los asuntos que��en las diferentes  Ministerio Público

11


a  Rosalía  Mejía  y  Kenyi Brito.  Ocasio‐ nalmente abogados externos son apo‐ 3#,&3-+'&'(-+'5*+5-+'4*$#+;' El  personal  de  apoyo  está  integrado  por  Sandra  Soriano,  Ivanova  Grate‐ reaux, Liliana Gómez y José Guillermo  Frías. 

MARCO LEGAL

Ángel Castillo Tejada.

materias  son  conocidos  por  la  Supre‐ ma Corte de Justicia, como de casación,  tribunal constitucional, tribunal penal  de excepción y tribunal disciplinario. La  segunda,  señala,  atañen  a  la  re‐ presentación  del  Estado  con  ocasión  3#'(-+'7,-!#+-+'#$'(-+'1"#'V+%#'4*=",&' como  demandado  o  querellado  por  ante los tribunales del orden judicial. W4*,5&'1"#'+*'0*#$'(-+'3*!%C5#$#+'3#'(&' Procuraduría  General  de  la  República  no ligan a la Suprema Corte de Justicia,  este  alto  tribunal  tiene  que  hacerlos  contar  en  sus  decisiones,  a  tal  punto  que el propio presidente del más alto  tribunal judicial del país, Jorge Subero  Isa,  ha dicho que la Procuraduría dic‐ tamina mucho y dictamina bueno.  En  otra  ocasión  Subero  Isa  reconoció  la  calidad  de  las  opiniones  emanadas  del  Departamento  de  Dictámenes  y  Litigios, lo que a su juicio facilitaba el  trabajo de los jueces a la hora de emitir  sus sentencias.

4*+!&(#+' &3J"$%-+' :' !&%-,!#' &0-=&3-+6' así como por el personal de apoyo. Actualmente  forman  parte  del  mismo  los  procuradores  generales  adjuntos,  Ángel A. Castillo Tejada, quien lo diri‐ ge;  Casilda  Báez  Acosta,  Ana  Burgos  Crisóstomo,  Idelfonso  Reyes  y    Víctor  Robustiano  Peña.  Las  procuradoras  adjuntas  de  Cortes  de  Apelación  son   Irene Hernández y Adelaida de la Rosa,  :'(&'4*+!&('&3J"$%&')&,*("9'W,*&+;' Los  abogados  asistentes  en  el  área  de  Dictámenes  son  Alfonsina  Vicioso,  Marlene  Peña,  Jacqueline  Ceara,  Vio‐ leta Parra, Allen Reynoso, Karina Pau‐ lino, Massiel Vásquez, Víctor Guerrero  y Ricardo Tavera. Mientras que en liti‐ gios ejercen esa labor  Pedro Castillo,  Leopoldo Pérez y Rafael Germán, junto 

La base legal de la Procuraduría Gene‐ ral  de  la  República  está  regida  por  la  Constitución  de  la  República,  y  la  in‐ tegran  los  convenios  internacionales,  la Ley de Organización Judicial, la Ley  de  Casación,  el  Estatuto  del  Ministe‐ rio  Público,  el  Código  Procesal  Penal  y  un  conjunto  de  leyes  especiales.    El   marco  normativo  es  la  plataforma  le‐ gal de operatividad  del Departamento  de Dictámenes y Litigios junto con las  directrices internas de carácter admi‐ nistrativo.  El  magistrado  Castillo  Tejada  asegura  que  el    Departamento  que  dirige  está  vinculado de forma indisoluble con el  ejercicio de la función sustantiva de la  Procuraduría  General  de  la  Repúbli‐ ca  como  ente  superior  del  Ministerio  Público. A su juicio, esa vinculación le  &%,*0":#'"$'7#,4*('3*+%*$%*@-'&'+"'(&0-,6' diferenciándolo,  en  el  ámbito  institu‐ cional, de las demás estructuras inter‐ nas, lo que le ha permitido ensayar la  3#4*$*!*?$'3#'"$&'5*+*?$':'"$&'@*+*?$' propias en el marco general de las que  +#' ,#4*#,#$' &' (&' .,-!",&3",K&' N#$#,&(' de la República. 

COMPOSICION El Departamento de Dictámenes y Li‐ tigios fue creado durante la gestión de  Francisco  Domínguez  Brito,  como  un  cuerpo operativo especializado  y  ase‐ sor del Procurador General.   En  la  actualidad  está  integrado  por  cinco  procuradores  generales    adjun‐ tos  y  dos  procuradores  adjuntos  de  Cortes de Apelación, asistidos por dos  

12

Ministerio Público

Adelaida de la Rosa en compañía de otras empleadas del departamento.


ESCUELA DEL MINISTERIO PÚBLICO

PRESENTA 74 NUEVOS FISCALIZADORES FUERON SELECCIONADOS POR CONCURSO PARA TRABAJAR EN DISTRITOS JUDICIALES <-+' FQ' 4*+!&(*9&3-,#+' #+!-=*3-+' 3#(' concurso de oposición para cubrir pla‐ zas en 22 distritos judiciales del país,  fueron presentados públicamente por  el procurador general de la República,  Radhamés Jiménez Peña, y el director  de  la  Escuela  Nacional  del  Ministerio  Público (ENMP), Ramón Núñez. <-+' 4*+!&(*9&3-,#+' !"57(*#,-$' (-+' ,#‐ quisitos  de  rigor  establecidos  en  el  “Concurso  de  Oposición  para  Aspi‐ rantes a Fiscalizadores 2009”, que fue  realizado  con  el  propósito  de  cubrir  plazas vacantes en los distritos judicia‐ les de Azua, Barahona, Constanza, Da‐ jabón, Duarte, El Seibo, Espaillat, Hato  Mayor, Independencia, La Romana, La  Vega y Las Matas de Farfán. También  de  María  Trinidad  Sánchez,  Montecristi,  Pedernales,  Peravia,  Sa‐ maná,  San  Cristóbal,  Elías  Piña,  San  Juan  de  la  Maguana,  Santiago  Rodrí‐ guez y Valverde.

Ramón Núñez.

I#' (-+' 4*+!&(*9&3-,#+' =&$&3-,#+6' D\' tienen edades comprendidas entre los  23‐25 años; 25 tienen entre 26‐29, 11  entre 30‐32, 6 entre 33‐35, 8 entre 36‐ []':'['3#'QZ'-'5C+;'^('_FS'#+'3#'+#P-' 8#5#$*$-':'#('Q[S'5&+!"(*$-;

Son  egresados  de  las  universidades  Autónoma de Santo Domingo (UASD),  de donde obtuvieron título 34 de ellos;  11 de la Central del Este, 8 de Organi‐ zación  y  Método  (O&M),  6  de  la  Tec‐ nológica  de  Santiago,  9  de  la  Católica 

?+/6-3)@(3'$"(A$1-&/37 Ministerio Público

13


2$%(3#&$1-3B)C+,'(-,$&(-3)1/)"$)*&-'+&$1+&D$B)43'$"(A$1-&/3)/)(,6(#$1-3)/39/'($"/3)9$&#('(9$,)1/")$'#-7

Nordestana,  de  la  Madre  y  Maestra  y  de  la  Católica  del  Cibao,  2  del  Caribe  y 4 del Instituto Tecnológico del Cibao  Oriental, la Católica de Santo Domingo,  la Experimental Féliz Adam y la Fede‐ rico  Henríquez  y  Carvajal,  respectiva‐ mente. La  ENMP  recibió  988  solicitudes  que  cumplieron con los requerimientos de  las bases del concurso, de los cuales en  la fase de evaluación académica apro‐ baron  un  total  de  521  participantes,  quienes recibieron una evaluación psi‐ cométrica y de personalidad, pasando  217 de éstos a la fase de evaluación de  competencias. Luego  se  consolidaron  los  resultados  de  las  diferentes  evaluaciones  agota‐ 3&+'7-,'(-+'D\F'4*$&(*+%&+'3#('!-$!",+-' y en función de los mismos se seleccio‐ $&,-$'(-+'FQ'$"#@-+'4*+!&(*9&3-,#+;

mayoría de 75 años, muerte o proble‐ 5&+'3#'+&("36'#@&("&!*?$'3#4*!*#$%#'3#(' desempeñó,  renuncia  y  abandono  del  cargo,  según  lo  establecido  en  el  artí‐ culo 45 del Estatuto del Ministerio Pú‐ blico (LEY 78‐03).  Igualmente, forma parte del desarrollo  institucional,  la  reciente  designación  3#'(-+'4*+!&(#+'3#'A&,,#,&6'O#$*'H#,#$*‐ ce Reynoso Gómez, en el Distrito Judi‐ cial  de  Santiago;  Juan  Medina  De  Los  Santos,  en  Samaná,  y  Johanna  Isabel  Reyes Hernández, en La Vega, los cua‐ les  fueron  designados  en  esas  funcio‐ nes tomando en cuenta el escalafón de  la Carrera del Ministerio Público. 

EL CONCURSO La  Procuraduría  y  la  ENMP  convo‐

caron  el  pasado  año  al  “Concurso  de  Oposición para aspirantes a Fiscaliza‐ dores 2009”, donde establecieron que  podían  participar  del  proceso  todos  los  abogados  mayores  de  23  años  de  edad con permiso legal para ejercer la  profesión,  que  no  hubieren  sido  con‐ 3#$&3-+'&'7#$&+'&4(*!%*@&+'-'*$8&5&$‐ tes,  que  tuvieran  una  conducta  moral  intachable  y  que  residieran  en  el  de‐ partamento  judicial  donde  se  localiza  la vacante.  El concurso contó con hasta 50 parti‐ cipantes en varios Distritos Judiciales.  De las 90 plazas que contemplaba cu‐ brir,  16  quedaron  desiertas  en  (Elías  Piña, Pedernales, Independencia, Mon‐ tecristi y San Juan de la Maguana), ya  que los participantes no reunieron los  requisitos exigidos.

FORTALECIMIENTO  INSTITUCIONAL  A-$'(&'#(#!!*?$'3#'#+-+'$"#@-+'4*+!&(*‐ zadores el Ministerio Público continúa  &@&$9&$3-'3#'5&$#,&'4*,5#;'W'#+&'&!‐ tividad se suma también la instalación  de  la  Carrera  del  Ministerio  Público  con  la  presentación  el  pasado  año  de  (-+' RR`' 4*+!&(#+' 1"#' 8-,5&$' 7&,%#' 3#' ésta, los cuales sólo cesarán en sus fun‐ ciones por la comisión de faltas graves, 

14

Ministerio Público

*$&#/)1/)"$3)5+0/&/3)43'$"(A$1-&$3)1/")%&+9-)3/"/''(-,$1-7


Con apoyo del Comisionado de Justicia

CIRCULA NUEVO DIRECTORIO DIRECCIÓN NACIONAL DE ATENCIÓN A VÍCTIMAS

cito y trata de personas, entre otros.  Fue elaborado por todo el personal de  la  Dirección  Nacional  de  Atención  a  Víctimas y el aporte de personas e ins‐ tituciones  que  facilitaron  informacio‐ nes de su propia base de datos, explicó  Glorianna Montás. 

NUEVAS OFICINAS

Glorianna Montás directora de la DNAV.

Comisionado de Justicia, Lino Vásquez.

La  Dirección  Nacional  de  Atención  a  Víctimas  (DNAV),  con  el  apoyo  del  Comisionado  para  la  Reforma  y  Mo‐ dernización de la Justicia, puso en cir‐ culación  un  directorio  que  contiene  números telefónicos y ubicación exac‐ ta de las entidades que brindan servi‐ cio a personas que han sido agredidas  y  que  necesitan  asesoría  para  saber  dónde  dirigirse  a  plantear  sus  recla‐ mos.

orientación  y  acompañamiento  de  las  personas  que  prestan  servicios  a  víctimas  de  violencia  en  las  diversas  instancias gubernamentales y no gu‐ bernamentales. 

Las  personas  interesadas  en  adquirir  un ejemplar del Directorio Nacional de  Atención  a  Víctimas  pueden  llamar  al  teléfono 809‐548‐3198, o enviar su so‐ licitud al correo electrónico pgr.dnav@ gmail.com.  El  documento  comenzó  a  circular durante la celebración del Pri‐ mer  Seminario  Internacional  de  Vic‐ timología  que  desarrolló  el  Comisio‐ nado de Justicia y que fue presentado  por Glorianna Montás, directora de la  DNAV.  El  documento  es  una  guía  de  refe‐ rimiento  de  amplitud  nacional  en‐ caminado  a  apoyar  las  labores  de 

Contiene una recopilación de aproxi‐ madamente  385  instituciones  clasi‐ 4*!&3&+'3#'&!"#,3-'!-$'+"'"0*!&!*?$6' áreas de especialización y tipo de ser‐ vicios,  y  simboliza  la  consolidación  de  los  esfuerzos  institucionales  en  torno  a  la  optimización  del  sistema  nacional  de  atención  y  a  las  atribu‐ ciones  consignadas  por  la  Dirección  Nacional de Atención a Víctimas. 

La  Dirección  Nacional  de  Atención  a  Víctimas  y  el  Centro  de  Atención  a  Niños,  Niñas,  Adolescentes  y  Familia  7&,&' !&+-+' 3#' 5&(%,&%-+' 4K+*!-+' :' 7+*‐ cológicos, anunciaron que trasladaron  +"+'-4*!*$&+'&'(&'!&((#')#,!#3#+'W5*&‐ ma  No.  41  del  sector  San  Gerónimo,  próximo  a  la  Núñez  de  Cáceres,  en  el  tramo  comprendido  entre  las  aveni‐ das  27  de  Febrero  y  John  F.  Kennedy  de esta capital, para brindar un mejor  servicio a la ciudadanía. La DNAV informó que su traslado res‐ ponde  a  una  mayor  disponibilidad  de  #+7&!*-'4K+*!-6'&+K'!-5-'&'(&'&=*(*3&3':' modernización  en  los  servicios  espe‐ cializados que brinda a la ciudadanía. 

Con  el  directorio,  se  podrá  acceder  a  las  informaciones  a  través  de  tres  5-3&(*3&3#+'3#'0/+1"#3&>'&(8&0V%*!&6' provincial y de servicios. Tomando en  cuenta  la  variedad  de  problemáticas  que  pueden  presentar  las  personas  víctimas  de  violencia,  éste  incluye  servicios  de  especialización  para  la  violencia  intrafamiliar  y  contra  la  mujer,  abuso  sexual,  maltrato  de  ni‐ a-+6' $*a&+' :' &3-(#+!#$%#+6' %,C4*!-' *(K‐ Ministerio Público

15


NUEVA

CONSTITUCIÓN LA NACIÓN DOMINICANA Y LOS  DERECHOS CIUDADANOS

L

a República Dominicana cuenta  desde el pasado 26 de enero con  una  Constitución  moderna  cual  la  tienen    las  naciones  desarrolladas.  Tras su fundación el 27 de Febrero de  1844,    la  nación  dominicana  hubo  de  aguardar  165  años  para  disfrutar  de  una  Ley  de  Leyes  que  garantizará  un  estado  de  derecho  integral  y  el  desa‐ rrollo de las capacidades humanas. Su  proclamación  se  produjo  en  la  Asam‐ blea Nacional en un acto solemne en‐ cabezado  por  el  presidente  Leonel  Fernández  y  en  ocasión  del  natalicio  de Juan Pablo Duarte, padre de la pa‐ tria. La Constitución dominicana cuen‐ ta por primera vez con un Preámbulo  1"#' 3#4*$#' &' (&' $&!*?$' :' #+%&0(#!#' #(' modelo  de    sociedad  que  somos  y  al  que  aspiramos.  La  ceremonia  en  que  fue  puesta  en  vigencia  la  renovada  Carta Magna fue dirigida por el presi‐ dente y vicepresidente de la Asamblea  Nacional  Revisora,  Reinaldo  Pared  Pérez  y  Julio  César  Valentín,  y  contó  con  la  presencia  del  vicepresidente  de la República, Rafael Alburquerque;  el  presidente  de  la  Suprema  Corte  de  Justicia, Jorge Subero Isa, y el procura‐ dor general de la República, Radhamés  Jiménez Peña.

soñaron  nuestros  padres  de  la  Patria,  Juan Pablo Duarte, Matías Ramón Me‐ lla y Francisco del Rosario Sánchez”.  El jefe del Estado dijo que la nueva Car‐ ta Sustantiva erige un muro de conten‐ ción a los que intenten hacer zozobrar  (&'3#5-!,&!*&6'7-,'(-'1"#'#$'3#4*$*%*@&' en el país jamás se producirá un golpe  de  Estado.(ver  discurso  completo  en  pag. 28)

PARED PÉREZ 

X$8-,5?'1"#'#$'#('%#P%-'4*=",&$'3*+7-‐ siciones para concretar el ejercicio de  una función pública más transparente  y digna. 

El presidente de la Asamblea Nacional  Revisora, Reinaldo Pared Pérez, desta‐ có que a partir de la proclamación de  la  nueva  Constitución,  el  país  cuenta  con  mayores  garantías  ciudadanas,  nuevos  mecanismos  de  participación,  órganos e instancias judiciales. 

Agregó  que  también  contempla  me‐ canismos  de  participación  ciudadana  como  el  referendo  y  la  iniciativa  po‐ pular,  así  como  el  recurso  de  amparo  y habeas data. Destacó la creación del  Tribunal  Constitucional,  el  Tribunal 

Leonel Fernández.

Reinaldo Pared Pérez

PALABRAS DEL PRESIDENTE En su discurso en el salón de la Asam‐ blea  Nacional,  el  presidente  Leonel  Fernández aseguró que la nueva Cons‐ titución garantiza para siempre  la pre‐ valencia  en  la  República  Dominicana  de  “la democracia, la libertad, la paz, la  soberanía, la independencia y el respe‐ to a la dignidad de los  hombres y mu‐ jeres, que fue lo que desde el principio 

16

Ministerio Público


Superior Electoral y el Consejo del Po‐ der Judicial.  Y^$' 4*$6' "$&' ,#*$=#$*#,K&' !-$+%*%"!*-‐ nal y por demás legal, que deberá ha‐ cer del Estado dominicano un aparato  estatal más adecuado, funcional y mo‐ derno”, enfatizó.  El  también  presidente  del  Senado  re‐ saltó  que  la  elaboración,  discusión  y  aprobación  de  la  Constitución  no  se  hizo  acompañar  de  la  prisa  y  la  ur‐ gencia para procurar una salida a una  crisis político‐comicial ni fue presa de  la  coyuntura  electoral  del  momento,  como ocurrió en las reformas de 1994  y 2002. 

PERSONALIDADES RESALTAN Nuncio Apóstolico

Radhamés Jiménez Peña

Jorge Subero Isa.

  “Yo  pienso  que  es  una  Constitución  basada sobre los principios modernos,  particularmente  el  valor  de  la  mujer,  también  la  importancia  de  la  oportu‐ nidad de estudiar”,  expresó  el nuncio  apostólico, Joseph Wesolowsky. 

pero  en  sentido  general  creo  que  el  país  gana  porque  hay  muchas  cosas  que  son  de  la  Constitución  del  año  1963.  Hay  nuevos  derechos  que  sig‐ $*4*!&$'!-$1"*+%&+'7&,&'(&'!*"3&3&$K&b6' estimó.

la República, el Estado social y demo‐ crático  de  derecho  y  sobre  todo  por‐ 1"#'%*#$3#'&'&4*&$9&,'*$+%*%"!*-$#+'1"#' son claves y fundamentales en el siste‐ ma de Justicia como lo es el Ministerio  Público y el Poder Judicial”, manifestó.

Agripino Núñez 

Radhamés Jiménez 

?7@$8)A("":@:(

  “Yo  creo  que  es  una  buena  Constitu‐ ción.  Todo  lo  humano  es  perfectible, 

“Esta Constitución tiende a consolidar,  tal y como lo expresó el Presidente de 

El  empresario  Jose  Luis  Corripio  (Pe‐ pín)  consideró  que  el  éxito  de  esta  Ministerio Público

17


Constitución  radicará  en  la  de‐ posición de la sociedad y del go‐ bierno  a  su  cumplimiento.  Dijo  que el sector empresarial debe  de estar abierto a las leyes y a  las normas que se establezcan  para  competir  y  desarrollar  sus labores en la sociedad.

Alejandro  Moscoso  ^(' 4*+!&(' 3#(' I*+%,*%-' c&‐ cional,  Alejandro  Mosco‐ +-' G#=&,,&6' &4*,5&' 1"#' tras  esta  reforma  las  autoridades  judiciales  salen  fortalecidas  por  la  creación  de  nuevos  órganos como los tri‐ bunales  Constitucio‐ nal  y  Electoral,  ade‐ más del Recurso de  Amparo.

Sacerdote El  sacerdote  Nelson  Clark  Vásquez,  

El presidente Leonel Fernández destacó que además de consolidar las libertades individuales, el nuevo texto consagra los derechos a la intimidad y al honor de las personas, a la propiedad intelectual, el de los consumidores, de seguridad alimentaria, de familia; el derecho de los jóvenes, de las personas de la tercera edad y discapacitados. Consideró de vital importancia las nuevas disposiciones constitucionales que consagran el secreto profesional y la cláusula de conciencia del periodista, lo cual, dijo, ofrece a los comunicadores la oportunidad de hacer su trabajo con sentido ético e independencia de criterio. El presidente Fernández confió que con la nueva Carta Magna el país avanzará en la dirección de una auténtica y genuina revolución democrática institucional.

18

Ministerio Público

Agripino Núñez Collado

cura  párroco  de  la  Iglesia  La  Altagra‐ cia, llamó  a los dominicanos a defen‐ der la nueva Constitución  y luchar por  la consolidación de los ideales patrios  como forma de rendir honor a Duarte,  Sánchez y Mella. 


José Luis Corripo.

W4*,5?' 1"#' (&' $"#@&' A-$+%*%"!*?$' #+' una  oportunidad  que  tienen  todos  para  empezar  de  nuevo,  comenzando  por  el  presidente  Leonel  Fernández  y  los ciudadanos. dC+1"#96''-4*!*?'"$&'#"!&,*+%K&'#$'(&'@#‐ cina iglesia de Las Mercedes, en la que  la Comisión Asesora Permanente para  la Separación del Carnaval de la Fecha  Patria y la Cuaresma, reiteró su solici‐ tud de que la conmemoración religiosa  esté fuera de los festejos de máscara y  bullicio que tiene la población.

hora en que llegó el presidente Leonel  M#,$C$3#9'7&,&'*$*!*&,'#('&!%-'4*$&(;

La  Democracia Una  nota  discordante  propia  de  la  democracia  que  consagra  la  misma  Constitución,  fue la manifestación de  protesta  que  montaron  varias  organi‐ zaciones sociales y populares  frente al  Congreso  para objetar parte del conte‐ nido de la nueva Carta Sustantiva.

Integradas en la llamada Coordinado‐ ra  de  Resistencia  Contra  el  Retroceso  Constitucional,  las entidades conside‐ ran que  la nueva ley sustantiva “colo‐ ca  en altísimo riesgo de desaparición  las  áreas  naturales  protegidas;  niega  derechos  a  las  mujeres  y  presenta  vi‐ !*-+'#$'+"'#+%,"!%",&!*?$'1"#'(&'3#+4*‐ guran”.  Bajo  vigilancia  policial,  la  protesta  transcurrió en orden. 

Algunos Pormenores El acto de proclamación de la Constitu‐ !*?$'+#'*$*!*?'&'(&+']>[Z'3#'(&'5&a&$&' con la aprobación del orden del día y  las actas pendientes.   Luego se entonaron las notas del Him‐ no Nacional y se dispararon salvas de  21 cañonazos para dar inicio a la lec‐ tura  del  texto  constitucional,  a  cargo  de los secretarios del bufete directivo  de la Asamblea Nacional, Rubén Darío  Cruz,  Dionis  Sánchez,  Teodoro Ursino  B#:#+':'N(&3*+'G-4K&'W9!-$&;' La  lectura  del  preámbulo,  los  277  ar‐ tículos y las 19 disposiciones transito‐ rias concluyó a las 2 de la tarde, cuando  el presidente de la Asamblea Nacional  -,3#$?' "$' ,#!#+-' 2&+%&' (&+' _>ZZ' 7;5;6' Manifestantes frente al Congreso Nacional. Ministerio Público

19


DISPOSICIONES DE LA NUEVA CONSTITUCIÓN DEFENSOR DEL PUEBLO Y TRIBUNAL CONSTITUCIONAL Reglamenta Carrera del Ministerio Público e Integra al Procurador General de la República  al Consejo Nacional de la Magistratura 

20

Ministerio Público


L

a  Constitución  proclamada  el  día  del natalicio de Juan Pablo Duarte  renueva el estado de derecho, el régi‐ men  del  Ministerio  Público  y  el  siste‐ ma de Justicia de la República Domini‐ cana. Entre  sus  novedades  se  destacan  la  creación  del  Tribunal  Constitucional  y  la  inclusión  del  Procurador  General  de la República al Consejo Nacional de  la Magistratura.  Deja resuelto además  el asunto del Defensor del Pueblo cuya  3#5-,&'7&,&'+"'3#4*$*!*?$'2&0K&'=#$#‐ ,&3-'"$'7,-(-$=&3-'!-$4(*!%-'#$'(&'+-‐ ciedad dominicana.     De igual manera, establece que el Pre‐ sidente  de  la  República  designará  al  Procurador, la mitad de los procurado‐ res adjuntos que le asisten y remite a  la ley la forma de designar a los demás  integrantes del Ministerio Público.  <&'$"#@&'A-$+%*%"!*?$'4*J&'#$'F_'&a-+' la  edad  de  retiro  de  los  jueces  de  la  Suprema Corte de Justicia y establece  que la escogencia y  estatus de los res‐ tantes miembros de la judicatura estén  determinados por la ley que rige en la  materia. 

TRIBUNAL CONSTITUCIONAL 

La nueva Constitución cuenta XIV títulos, 277 artículos y 19 disposiciones transitorias, a diferencia de la Constitución anterior que sólo cuenta con 122 artículos y el mismo número de títulos. Agrega el Tribunal Constitucional, el Defensor del Pueblo e integra al Procurador General de la República al Consejo Nacional de la Magistratura. Tendrá la misma estructura y el mismo orden que la vigente, e incluye por primera vez un preámbulo.

Con  la  creación  del  Tribunal  Consti‐ tucional    se  garantiza    la  supremacía  de  la  Constitución,  la  defensa  del  or‐ den  constitucional  y  la  protección  de  los  derechos  fundamentales,  que  por  igual serán defendidos por el defensor  del pueblo.  Las  decisiones  del  Tribunal  Constitu‐ !*-$&(' +#,C$' Y3#4*$*%*@&+' #' *,,#@-!&‐ bles”, en única instancia, que conocerá  sobre acciones directas de inconstitu‐ cionalidad  contra  leyes,  decretos,  re‐ glamentos, resoluciones y ordenanzas  a instancia del Presidente de la Repú‐ blica.  El  Tribunal  Constitucional  “estará  integrado  por  trece  miembros  y  sus  decisiones  se  adoptarán  con  una  ma‐ :-,K&'!&(*4*!&3&'3#'$"#@#'-'5C+'3#'+"+' miembros”. 

CONSEJO MAGISTRATURA En lo adelante el Consejo Nacional de 

la Magistratura lo integrarán el presi‐ dente  de  la  República,  quien  lo  presi‐ dirá, y en su ausencia el vicepresidente  de  la  República;  el  presidente  del  Se‐ nado, un senador o senadora que per‐ tenezca al partido o bloque de partido  diferente al presidente y que ostente la  representación de la segunda mayoría,  y el máximo representante del Minis‐ terio Público. Además, el presidente de  la  Cámara  de  Diputados,  un  diputado  o diputada que pertenezca al partido o  bloque de partidos diferentes al presi‐ dente y que ostente la representación  de  la  segunda  mayoría;  el  presidente  de  la  Suprema  Corte  de  Justicia  y  un  juez del  Poder Judicial.

MINISTERIO PÚBLICO Asimismo, establece que el presidente  de  la  República  designará  al  procura‐ dor  general,  a  la  mitad  de  los  procu‐ radores  adjuntos,  y  remitirá  a  la  ley  la forma de designar a los demás inte‐ grantes del Ministerio Público. Quedó  consagrado  también  el  Consejo  Supe‐ rior  del  Ministerio  Público,  que  en  lo  adelante  será  el  órgano  de  gobierno  interno de ese cuerpo pilar del sistema  de justicia. Este consejo superior estará integrado  por el procurador general de la Repú‐ blica,  quien  lo  presidirá;  un  procura‐ dor adjunto elegido por sus pares; un  procurador general de Cortes de Ape‐ lación  elegido  de  igual  forma,  al  igual  1"#'"$'7,-!",&3-,'4*+!&('-'+"'#1"*@&‐ (#$%#':'"$'4*+!&(*9&3-,;''

EL PROCURADOR AL CNM Además  de  integrar  al  procurador,  el  nuevo  Consejo  Nacional  de  la  Magis‐ tratura  designará  los  jueces  de  la  Su‐ prema  Corte  de  Justicia  y  evaluará  su  desempeño junto a los jueces del Tri‐ bunal Superior Electoral y sus suplen‐ tes. 

DEFENSOR DEL PUEBLO La  Constitución  da  rango  como  tal  al  Defensor del Pueblo, que tendrá como  funciones  salvaguardar  los  derechos  fundamentales  de  las  personas  y  los  intereses colectivos y difusos estable‐ cidos en la Carta Magna y las leyes, en  caso de que sean violados por funcio‐ Ministerio Público

21


E-3)5$%(3#&$1-3)F$1G$5H3)I(5H,/A)*/J$B):,%/");$3#(""-)K/0$1$).)!"/0$,1&-)2-3'-3-)L/%$&&$B)/,'$</A$,)+,$)-C&/,1$)M-&$")/,)/") 2$+3-"/-)1/)"-3)C+,1$1-&/3)1/)"$)F/9N<"('$)'-,)5-#(6-)1/")2/3)1/)"$)*$#&($7

narios, prestadores de servicios públi‐ cos o particulares.  El Defensor del Pueblo y sus adjuntos  serán  nombrados  por  el  Senado  por  un período de seis años, de ternas pro‐ puestas por la Cámara de Diputados.  Vencidos los plazos sin que la Cámara  de Diputados hubiere escogido y pre‐ sentado  las  ternas,  las  mismas  serán  escogidas y presentadas al Senado por  el pleno de la Suprema Corte de Justi‐ cia. Si es el Senado el que no efectuare  la elección en el plazo previsto, la Su‐ prema  Corte  de  Justicia  lo  elegirá  de  las  ternas  presentadas  por  la  Cámara  de Diputados.

TRIBUNAL  ELECTORAL Otra  de  las  reformas  importantes  de  la  Nueva  Constitución  impacta  sobre  la  Junta  Central  Electoral  (JCE),  redu‐ ciendo sus miembros a cinco y crean‐ do  el Tribunal Supremo Electoral.   Actualmente  la  JCE  tiene  9  miembros  y  dos  cámaras,  la  Administrativa  y  la  Contenciosa,  con  sus  respectivos  pre‐ sidentes.

22

Ministerio Público

 Con la reforma constitucional devuel‐ ve  al  presidente  titular  de  ese  orga‐ nismo los poderes que tenía antes de  que  fuera  modificada  la  Ley  275‐97  que crea el tribunal electoral.  Así  se    establece  que  el  máximo  or‐ ganismo  electoral  estará  conforma‐ do por un presidente y cuatro miem‐ bros y sus suplentes, los cuales serán  elegidos  por  un  período  de  cuatro  años  por  el  Senado  de  la  República,  con el voto de las dos terceras partes  de los senadores presentes.

OTROS DERECHOS Los  derechos  fundamentales  del  pueblo y de cada ciudadano que de‐ berán  encontrar  respaldo  en  el  Tri‐ bunal  Constitucional  y  el  Ombuds‐ man están celosamente consagrados  en  la nueva Constitución. Entre ellos  se  destacan  el  derecho  a  la  vida,  la  igualdad,  la  dignidad  humana,  la  li‐ bertad y la seguridad y la integridad  personal.  Otro muy novedoso es  el derecho a  la  iniciativa  legislativa  popular,  me‐ diante la cual un número de ciudada‐

nos y ciudadanas, no menor del dos  por ciento de inscritos en el registro  de  electores,  podrá  presentar  pro‐ yectos de ley ante el Congreso.  Tienen categoría constitucional el ha‐ beas  corpus.  la  acción  de  amparo,    el  plebiscito y el referendo,  además del  “referendo aprobatorio”, para los casos  en  que  las  futuras  reformas  constitu‐ cionales versen sobre derechos, garan‐ tías  fundamentales  y  deberes,  el  or‐ denamiento territorial y municipal, el  régimen de nacionalidad, ciudadanía y  extranjería,  el  régimen  de  la  moneda,  y sobre los procedimientos de reforma  instituidos en esta Constitución. Se  consagró  la  Defensa  Pública  y  la  asistencia legal gratuita, como órgano  del sistema de justicia para garantizar  la  tutela  efectiva  del  derecho  funda‐ mental a la defensa.

NUEVAS NOMENCLATURAS En  lo  adelante,  las  Secretarías  de  Es‐ tado  pasan  a  ser  Ministerios  y  los  se‐ cretarios y subsecretarios ministros o  ministras y vice ministros o vice minis‐ tras, además de que los síndicos pasan  a ser alcaldes o alcaldesas.


Rafael Alburquerque.

Alejandro Moscoso.

Julio César Valetin.

PROHIBICIONES

EL PREÁMBULO

La nueva Constitución prohíbe la rein‐ tegración de militares y policías, el re‐ ferendo  revocatorio  o  aprobatorio  de  mandatos de ninguna autoridad electa  o designada.

Estas  decisiones  importantes  e  his‐ tóricas  forman  parte  de  la  Reforma  a  la  Constitución  introducidas  por  la  Asamblea Nacional Revisora a instan‐ cia del proyecto que en ese sentido le  propuso el presidente de la República,  Leonel  Fernández  Reyna,    para  adap‐ tar  la  Carta  Magna  dominicana  a  los  3#+&4K-+':'#P7#!%&%*@&+'3#('+*=(-'eeX;'

la persona humana, establecidos en los Principios Fundamentales de los Derechos Humanos, la igualdad, la libertad y el Estado de Derecho, para el progreso, la prosperidad y por el bien de todos los dominicanos, nuestros descendientes y para todos los hombres de buena voluntad que quieran convivir con los dominicanos, invocando el amparo de Dios para que los altos fines por ella perseguidos sean cabalmente alcanzados y mantenidos, mandamos y establecemos la siguiente Constitución de la República Dominicana.”

SOBRE LAS REDADAS  POLICIALES Dentro del artículo 40 sobre el derecho  a  la  libertad  y  seguridad  personal,  el  numeral  seis  establece  que  “toda  per‐ sona  privada  de  su  libertad,  sin  causa  o  sin  las  formalidades  legales  o  fuera  de  los  casos  previstos  por  las  leyes,  será puesta de inmediato en libertad a  requerimiento suyo o de cualquier per‐ sona”.

DERECHO DEL  CONSUMIDOR El  artículo  53  establece  que  “toda  persona  tiene  derecho  a  disponer  de  bienes y servicios de calidad, a una in‐ formación  objetiva,  veraz  y  oportuna  sobre el contenido y las características  de los productos y servicios que use o  consuma, bajo las previsiones y normas  establecidas  por  la  ley.  Las  personas  que resulten lesionadas o perjudicadas  por bienes y servicios de mala calidad,  tienen derecho a ser compensadas o in‐ demnizadas conforme a la ley”.

Junto a los nuevos articulados, la Cons‐ titución  tendrá  por  primera  vez  un  .,#C50"(-6'1"#',#9&> “Nosotros, el pueblo de la Nación Dominicana, reunidos en consulta popular y referida la potestad a la Asamblea Revisora de la Constitución por voluntad y representación de todas las provincias, con el objetivo de crear una Carta Fundamental Humana, para exaltar la dignidad humana, promover la justicia social, la democracia, el bienestar general, la globalización ante la comunidad internacional, mediante el desarrollado de los valores universales de los derechos inviolables e inalienables de

Ministerio Público

23


REFORMA CONSTITUCIONAL LA ADMINISTRACIÓN DE JUSTICIA  EN EL NUEVO ORDEN CONSTITUCIONAL LUIS HENRY MOLINA Director Escuela Nacional de la Judicatura henrymolina@enj.org

Uno de los temas que más atención re‐ cibió durante el proceso de reforma de  la Constitución realizado por la Asam‐ blea  Revisora  recientemente  conclui‐ da,  fue  el  de  las  reformas  al  sistema  de  administración  de  justicia.  Estas  ,#8-,5&+' -!"7&$' "$' \_S' fQ[E' 3#' (-+' 277 artículos del nuevo texto constitu‐ cional que las presenta en los artículos  que van del 149 hasta el 192, inclusi‐ ve,  y  que  se  organizan  en  los  Títulos  V “Del Poder Judicial”, VI “Del Consejo  Nacional  de  la  Magistratura”,  VII  “Del 

24

Ministerio Público

Aspectos reformados son tanto de conceptos como de  estructura y organización  Control Constitucional” y VIII “Del De‐ fensor del Pueblo”.

ASPECTOS REFORMADOS Entre los cambios en los aspectos dog‐ 5C%*!-+6'(-'8"$3&5#$%&('+#',#4*#,#'&'(&' 3#4*$*!*?$'!-$!#7%"&('f%&50*V$'((&5&‐ da dogmática) de la función del siste‐ ma de administración de justicia y de  sus actores e instancias; mientras que  en los aspectos orgánicos se producen  desarrollo del marco institucional que 

pudieran resultar en un fortalecimien‐ to  de  la  independencia,  la  autonomía  del sistema de justicia, así como de la  calidad del proceso de administración  de justicia y sus resultados.  <&'8"$!*?$'3#('+*+%#5&6'#$'"$&'3#4*$*‐ ción dogmática básica, consiste en “ad‐ ministrar  justicia  para  decidir  sobre  (-+' !-$4(*!%-+' #$%,#' 7#,+-$&+' 4K+*!&+' -' morales, en derecho privado o público,  en  todo  tipo  de  procesos,  juzgando  y  haciendo ejecutar lo juzgado" por par‐


CIFRA 15% del total de la reforma constitucional corresponde al sistema de administración de justicia del país, que ocupan 43 de los 277 artículos votados por la Asamblea Nacional durante todo el proceso.

te de la Suprema Corte de Justicia y los  demás tribunales creados por la Cons‐ titución y las leyes.

EL ROL DE LA SUPREMA Los  cambios,  en  cuanto  a  lo  orgánico,  son más sustanciales. La nueva Consti‐ tución no ha variado el rol de la Supre‐ ma Corte de Justicia en cuanto órgano  jurisdiccional  superior  del  sistema,  pero ha creado un órgano administrati‐ vo nuevo, el Consejo del Poder Judicial,  con  lo  que  desglosa  las  funciones  ad‐

Jorge Subero Isa, presidente de la SCJ, habla en la Audiencia Solemne del Día del Po‐ der Judicial. Se destacan, el presidente Leonel Fernández y Rafael Luciano Pichardo,  6('/9&/3(1/,#/)1/)"$)L;I7

ministrativas y de control disciplinario  de  los  funcionarios  del  Poder  Judicial  y de los jueces, excepto los miembros  de la Suprema Corte, cuya evaluación y  control disciplinario se asignan al Con‐ sejo Nacional de la Magistratura.  Este  concentra  el  trabajo  de  la  SCJ  en  los aspectos jurisdiccionales, en el es‐ tablecimiento  de  la  jurisprudencia  y 

la  vigilancia  de  la  calidad  del  proceso  judicial. Pero las funciones administra‐ tivas  y  disciplinarias  que  le  han  sido  adjudicadas al Consejo, siguen estando  dentro  del  ámbito  del  Poder  Judicial,  pues  aunque  la  elección  de  los  inte‐ grantes del Consejo del Poder Judicial  es una atribución del Consejo Nacional  de  la  Magistratura,  la  Constitución  li‐ mita su composición a jueces de las di‐

Ministerio Público

25


tivas  con  las  que  se  habían  ido  incor‐ porando paulatinamente al sistema de  administración de Justicia.

versas  instancias  ‐desde  los  Juzgados  de Paz hasta las Cortes de Apelación‐ y  la  designación  de  éstos  jueces  en  sus  cargos sigue siendo una atribución de  la Suprema Corte de Justicia. <&' #4*!&!*&' :' (&' !,#&!*?$' 3#(' A-$+#J-' del  Poder  Judicial  es  una  apuesta  im‐ portante,  cuyo  proceso  de  implemen‐ tación  y  sus  resultados  deberemos  observar atentamente en los años por  venir.  El  Consejo  del  Poder  Judicial  tendrá  el  reto  de  hacer  una  adminis‐ tración  y  control  de  la  justicia  como  servicio orientado al ciudadano.  Sin  embargo,  este  órgano  administra‐ tivo superior se verá expuesto al ries‐ go de caer en la administración endo‐ gámica  que  viene  predominando  en  los entes públicos dominicanos en los  últimos años. Una tendencia en la que  entes públicos  (tanto  representativos,  es  decir,  electos  directamente,  como  designados  para  salvaguardar  intere‐ ses  generales)  en  lugar  de  actuar  en  !-$+-$&$!*&' !-$' +"' 4*$&(*3&3' *$+%*%"‐ cional de garantes del interés general,  administran  los  recursos  a  su  dispo‐ sición  con  un  espíritu  corporativo,  de  sindicato, velando antes por los intere‐ ses particulares de sus integrantes que  por  el  mandato  constitucional  o  legal  que  les  ha  conferido  autoridad  sobre  recursos y medios. 

26

Ministerio Público

Otros cambios orgánicos y dogmáticos  *57-,%&$%#+' +#' @#,*4*!&$' #$' !"&$%-' &' las  atribuciones,  funciones,  caracte‐ rísticas  y  autonomía  del  Poder  Judi‐ cial,  del  Ministerio  Público,  las  de  la  Defensa  Pública  y  la  Asistencia  Legal  Gratuita,  así  como  el  establecimiento  del  rango  constitucional  del  Defensor  del Pueblo, que fortalecen la indepen‐ dencia  y  autonomía  de  la  administra‐ ción de justicia, en términos generales,  &"$1"#' &(="$-+' &+7#!%-+' #+7#!K4*!-+' de  la  reforma  introducen  rasgos  con‐

“La movilidad de la composición de la Suprema Corte será efectivamente una mejora”

tradictorios,  especialmente  en  lo  que  ,#+7#!%&' &' (&' 3#+*=$&!*?$' 3#(' _ZS' 3#' los  integrantes  del  Ministerio  Público  por parte del Poder Ejecutivo.  La nueva Constitución recoge, respec‐ %-'3#'%-3&+'#+%&+'*$+%&$!*&+6'(&+'3#4*$*‐ ciones  conceptuales,  dogmáticas,  que  se  habían  avanzado  en  las  leyes  adje‐

La depuración y el desarrollo del per‐ sonal responsable de la administración  de justicia se fortalecen al conferir ran‐ go constitucional al sistema de carrera  del poder judicial y del ministerio pú‐ blico, consagrando sus escuelas como  los órganos responsables en calidad y  desarrollo de los recursos humanos de  los  respectivos  subsistemas  a  través  de la formación inicial en el proceso de  entrada  y  de  la  formación  continua  o  educación continuada orientada a me‐ jorar  la  calidad  permanentemente.  Se  echa en falta una disposición respecto  de  los  miembros  de  la  Defensa  Públi‐ ca y la Asistencia Legal Gratuita, sobre  cuya  idoneidad  la  nueva  Constitución  no  diseña  un  mecanismo  de  asegura‐ miento y garantía de calidad.  En  términos  de  correspondencia  de‐ mocrática  de  funcionarios  no  electos,  pero con grandes responsabilidades y  autoridad en la toma de decisiones de  impacto en la calidad de la convivencia  ciudadana, los mecanismos de control,  evaluación y aseguramiento de calidad  tanto de los procesos puestos a su car‐ go como de la idoneidad de los propios  8"$!*-$&,*-+6' +-$' *57,#+!*$3*0(#+>' #$' este sentido, el establecimiento del sis‐ tema de carrera para ambos estamen‐ tos de la administración de justicia ha  sido  un  acierto  que  podría  redundar  #$' 0#$#4*!*-+' *57-,%&$%#+' 7&,&' $"#+‐ tra  sociedad,  y  si  además  la  Suprema  Corte  de  Justicia  continúa  ejerciendo  y profundiza su rol como garante de la  calidad del proceso judicial y del apego  al derecho de sus resultados, veremos  mejoras  sustanciales  en  los  años  por  venir.

CONSEJO DE LA  MAGISTRATURA   El  fortalecimiento  del  Consejo  Nacio‐ nal  de  la  Magistratura,  un  órgano  de  carácter  fundamentalmente  político,  añadiéndole funciones de evaluación y  control sobre la idoneidad de los inte‐ grantes  de  la  Suprema  Corte  de  Justi‐ cia, también puede ser visto como una 


mismos  principios,  procedimientos  y  criterios que rigen para las instancias  inferiores del Poder Judicial.  Nos  parece  que  no  puede  ser  de  otro  modo y que corresponderá a los repre‐ sentantes del Poder Judicial en ese ór‐ gano velar porque así sea.  En  lo  que  respecta  al  Defensor  del  Pueblo,  sus  atribuciones  tienden  a  la  salvaguarda  de  derechos  colectivos  fundamentales  y  a  la  acción  adminis‐ trativa  previa  a  los  tribunales,  para  &1"#((-+'&+"$%-+'1"#'+#',#4*#,#$'&'3#‐ rechos colectivos y difusos.  Estas  atribuciones,  ahora  con  rango  constitucional, junto con las que las le‐ yes, especialmente el Código Procesal  Penal le asignan al Ministerio Público,  son la base para que la acción preven‐ tiva  y  administrativa  de  resolución  3#' !-$4(*!%-+' 7"#3&' +#,' 3#+&,,-((&3&' conforme  los  parámetros  que  en  esta  materia  se  han  ido  construyendo  en  sociedades  donde  la  administración  3#'(-+'!-$4(*!%-+'+-!*&(#+'7-,'(&'@K&'3#(' derecho han logrado consolidar la cul‐ tura democrática y sus instituciones.

oportunidad. En primer lugar, obliga a  una mirada de conjunto de la adminis‐ tración pública, menos rígida, al reunir  en una misma instancia de decisión al  órgano jurisdiccional superior con los  representantes  de  los  otros  poderes  del Estado.  Por otra parte, el nuevo texto constitu‐ cional puede haber abierto un proceso  que  limitaría  la  politización  excesiva  de las decisiones de los representantes  políticos  dentro  del  Consejo  Nacional  de la Magistratura al restringir tanto la  magnitud de los cambios en la compo‐ sición del ente superior del Poder Ju‐ dicial que puede hacer en un período  dado,  como  la  fuente  de  los  recursos  humanos o candidatos a ser parte de la  Suprema Corte, estableciendo caracte‐

El nuevo texto puede haber abierto un proceso que limitaría la politización de las decisiones rísticas y criterios parecidos a los que  %*#$#' 1"#' @#,*4*!&,' (&' 7,-7*&' G"7,#5&' Corte  en  cuanto  a  la  composición  de  los tribunales de los diversos niveles e  instancias. 

LA MOVILIDAD La  dinamización  y  movilidad  de  la  composición de la Suprema Corte será  efectivamente una mejora, si el Conse‐ J-' c&!*-$&(' 3#' (&' )&=*+%,&%",&' #+' 4*#(' al  espíritu  de  esta  reforma  y  si  inte‐ gra  como  criterios  para  la  evaluación  de los jueces de la Suprema Corte, los 

Los  cambios  estructurales  y  de  orga‐ nización  deberán  traducirse  en  una  mejora  importante  de  las  funciones  jurisdiccionales  y  de  administración  de  justicia,  que  son  una  expresión  de  la  soberanía  de  la  nación  dominica‐ na  emanada  del  pueblo,  tal  como  se  expresa en el preámbulo de la propia  Constitución, y que es la que otorga la  potestad jurisdiccional.  La calidad del proceso judicial, el ape‐ go de las decisiones de fondo al dere‐ cho  como  expresión  de  esa  facultad  atribuida de administrar justicia debe‐ rá verse fortalecida. Estos cambios po‐ drán convertirse en una oportunidad,  a  pesar  de  algunos  de  sus  aspectos  contradictorios, para relanzar la refor‐ ma judicial, para apuntalar una nueva  ola  de  cambios  en  la  administración  de justicia, que fortalezca el estado de  derecho  como  condición  indispensa‐ 0(#'7&,&'#('&4*&$9&5*#$%-'3#'(&'!"(%",&' democrática y el desarrollo integral de  nuestro pueblo. Ministerio Público

27


DISCURSO DEL PRESIDENTE LEONEL FERNÁNDEZ REYNA CON MOTIVO

DE LA PROCLAMACIÓN DE LA NUEVA CONSTITUCIÓN SALÓN DE LA ASAMBLEA NACIONAL Señoras y Señores:

Esta nueva Constitución no aspira más que a ser una continuación de la labor en favor del respeto a la dignidad humana, iniciada por el genio creador de nuestra nacionalidad. Constituye una gran paradoja del destino que la República Dominicana proclamase su independencia, no en lucha contra un poder colonial europeo, sino contra el vecino país de Haití.

O

riginalmente  esta  solemne  ce‐ remonia de proclamación de la  nueva Constitución de la Repú‐ blica estaba pautada para ser celebra‐ da en una fecha anterior. Sin  embargo,  consideramos  que  eso  habría  sido  inapropiado.  En  realidad,  la única ocasión válida para la celebra‐ ción de un acto de esta naturaleza, te‐ nía  necesariamente  que  coincidir  con  una de las fechas gloriosas de nuestra  2*+%-,*&>'(&'3#('$&%&(*!*-'3#('.&3,#'3#'(&' Patria, Juan Pablo Duarte. Consideramos  que  no  podíamos  ha‐ !#,' 5#J-,' %,*0"%-' &' 1"*#$' +&!,*4*!?' +"' vida y no escatimó esfuerzo alguno en  brindarnos este hogar común a todos  los  dominicanos,  que  precisamente  proclamar en su día esta nueva Consti‐ tución de la República Dominicana, la  A-$+%*%"!*?$'3#('G*=(-'eeX6'(&'!"&('+#,C' la garantía de la paz, la democracia, la  libertad, la justicia social, el bienestar  y la prosperidad de la familia domini‐ cana. Y es que, justamente, aun antes de na‐ cer  la  República,  ya  el  Patricio  había  concebido  un  proyecto  de  Constitu‐

28

Ministerio Público

ción, el cual representaba un aval con‐ tra  la  arbitrariedad,  el  abuso,  el  atro‐ pello y el despotismo en el ejercicio del  poder. Por  eso,  esta  nueva  Constitución  no  aspira más que a ser una continuación  de  la  labor  en  favor  del  respeto  a  la  dignidad humana, iniciada por el genio  creador de nuestra nacionalidad.


Reinaldo Pared Pérez lee texto de la Constitución.

Constituye una gran paradoja del des‐ tino que la República Dominicana pro‐ clamase su independencia, no en lucha  contra un poder colonial europeo, sino  contra el vecino país de Haití. Ese acto de separación e independen‐ cia nos condujo a una guerra con nues‐ tro  vecino  que  se  extendería  durante  cerca de diecisiete años, lo cual, tal vez,  haya sido la causa más profunda y re‐ mota de algunas de nuestras históricas  desavenencias e incomprensiones. Hoy, sin embargo, como consecuencia  del devastador terremoto que le sacu‐ diese  hace  exactamente  dos  semanas,  el hermano pueblo haitiano se encuen‐ tra sepultado en las ruinas, sumido en  el llanto y abatido por el dolor. Ante  esta  trágica  situación,  el  senti‐ miento  de  solidaridad  y  de  espíritu  humanitario  del  pueblo  dominicano  se  ha  expresado  de  forma  auténtica  y generosa, y es por eso, que en estos  instantes  quisiera  extender  mi  más  profundo  reconocimiento  a  todas  las  personas,  organizaciones  e  institu‐ ciones,  tanto  de  la  vida  pública  como  del  sector  privado,  que  por  medio  de  sus desvelos, su ayuda y cooperación, 

pusieron de relieve ante el mundo los  más nobles sentimientos de que es ca‐ paz el pueblo dominicano. Quisiera, también, en estos momentos,  expresar mis congratulaciones a todos  los Senadores y Diputados, integrantes  de  esta  Asamblea  Nacional  Revisora,  por la forma ardua, entusiasta y patrió‐ tica con que asumieron la discusión, el  debate  y  la  aprobación  de  este  nuevo  texto constitucional que ha de regir el  futuro de las reglas del sistema demo‐ crático de la República Dominicana. A todos ustedes, nuestro más profun‐ do reconocimiento.

dez,  el  Dr.  Adriano  Miguel  Tejada,  el  Dr. José Darío Suárez, el Dr. Julio César  Castaños  Guzmán,  la  Dr.  Leyda  Piña,  la Dra. Licelotte Marte, el Dr. Pelegrín  Castillo, el Dr. Raymundo Amaro Guz‐ mán y el Dr. Luis Gómez Pérez. A"&$3-' &' 4*$&(#+' 3#(' &a-' DZZR' +#' *$*‐ ciaron los preparativos para una Con‐ sulta  Popular  que  hiciese  posible  la  actual reforma a la Constitución de la  República,  en  algunos  sectores  de  la  vida nacional se suscitaba la siguiente  *$%#,,-=&$%#>' g7&,&' 1"V' +*,@#' #+&' ,#‐ forma?

De  igual  manera,  quisiera  reiterar  mi  valoración y aprecio al trabajo de alto  nivel  profesional  desplegado  por  un  conjunto  de  notables  juristas  nacio‐ nales,  que  aportaron  lo  mejor  de  sus  talentos para que pudiésemos diseñar  un  texto  constitucional  con  la  calidad  técnica comparable con las mejores de  su género a nivel internacional.

Se entendía que lo que el país necesi‐ taba  no  era  una  reforma  de  sus  insti‐ tuciones  democráticas,  empezando  por  su  Ley  Sustantiva,  sino  más  bien  la  adopción  de  políticas  y  medidas  orientadas a reducir la pobreza, gene‐ rar empleos, solucionar la sempiterna  crisis eléctrica nacional y proteger de  5&$#,&'5C+'#4*!&9'&'(&'!*"3&3&$K&'3#(' $&,!-%,C4*!-6' (&' @*-(#$!*&' :' #(' !,*5#$' organizado.

^+-+'J",*+%&+'+-$>'#('I,;'AV+&,'.*$&'U-‐ ribio, el Dr. Eduardo Jorge Prats, el Dr.  Flavio Darío Espinal, el Dr. Milton Ray  Guevara,  la  Dra.  Aura  Celeste  Fernán‐

Era  nuestro  humilde  criterio,  sin  em‐ bargo, que no había necesidad de esta‐ blecer una separación entre una cosa y  la  otra.  Proponer  una  reforma  consti‐ Ministerio Público

29


Francesa;  y  la  Constitución  de  Cádiz  3#'\`\D6'*3#$%*4*!&3&'%&50*V$'!-5-'<&' Pepa,  por  haber  sido  aprobada  el  día  de San José.

Diputados reunidos el día de la proclamación.

tucional no tenía por qué implicar un  abandono  de  las  demás  obligaciones  y tareas del Estado, sino más bien, un  factor de complementación. W('4*$':'&('!&0-6'#('!-$!#7%-'3#'3#+&,,-‐ llo tiene también una dimensión insti‐ tucional, sin la cual todo lo relacionado  a  la  economía,  la  sociedad,  la  educa‐ ción, la cultura, la ciencia, la tecnología  o el medio ambiente, no podría operar  de manera adecuada. La  importancia  de  la  Constitución  en  cualquier  país  del  mundo,  radica  en  que establece una limitación al ejerci‐ !*-'3#('7-3#,':'4*J&'(&+',#=(&+'3#('J"#=-' para  el  funcionamiento  de  la  demo‐ cracia y la convivencia civilizada entre  los  integrantes  de  un  conglomerado  social. En  ausencia  de  esas  reglas  de  juego,  asumidas y respetadas por todos, nin‐ guna nación podría sobrevivir, ni nin‐ gún pueblo podría aspirar al progreso  y al bienestar, por la sencilla razón de  que  lo  que  reinaría  sería  el  caos,  la  inestabilidad, el abuso y la desprotec‐ ción  de  los  ciudadanos  en  el  ejercicio  de sus derechos. Por  consiguiente,  dotar  a  un  país  de  una Constitución no es un acto capri‐ choso. Es el resultado de la necesidad  que exige la creación de un orden, de  unas  determinadas  normas  de  con‐ 3"!%&' :' 3#' (&' 4*J&!*?$' 3#' (-+' 3#,#!2-+' correspondientes a la ciudadanía. No pierdo de vista de que tal vez con 

30

Ministerio Público

la excepción de Venezuela, la Repúbli‐ ca Dominicana sea el país de América  Latina  con  mayor  número  de  textos  constitucionales.  Ésta  que  estamos  proclamando en el día de hoy, es la nú‐ mero 38. Eso,  por  supuesto,  contrasta  con  la  Constitución de los Estados Unidos, la  cual desde su promulgación en el 1787  $-'2&'#P7#,*5#$%&3-'5-3*4*!&!*?$'&(‐ guna,  aunque  sí  27  enmiendas  añadi‐ das a lo largo de más de 200 años. La razón por la cual ha habido tantas  reformas  constitucionales  en  nuestro  país  se  ha  debido  a  una  razón  funda‐ 5#$%&(>' (&' 8&(%&6' &' (-' (&,=-' 3#' $"#+%,-' discurrir histórico, de estabilidad polí‐ tica, fruto, a su vez, de la debilidad de  nuestro  sistema  democrático  y  de  la  falta de desarrollo económico y social. Desde  la  elaboración  de  nuestra  pri‐ mera Constitución, la de San Cristóbal  del  6  de  noviembre  de  1844,  aspi‐ ramos  a  convertirnos  en  una  nación  regida  por  un  sistema  democrático  –  liberal  en  que  imperasen  los  valores  supremos  de  la  libertad,  la  justicia,  la  separación de poderes y el respeto a la  dignidad de los ciudadanos. Diseñamos nuestro primer texto cons‐ titucional  conforme  a  los  modelos  de  la  Constitución  Norteamericana,  co‐ nocida  como  la  Constitución  de  Fila‐ 3#(4*&6' (&' I#!(&,&!*?$' h$*@#,+&(' 3#' (-+' Derechos  del  Hombre  y  el  Ciudadano  de  1789,  emanada  de  la  Revolución 

Todas esas constituciones, que fueron  las  primeras  del  mundo  moderno,  te‐ nían un carácter democrático – liberal;  y  esto  así,  porque  representaban,  por  ejemplo,  en  el  caso  de  Europa,  la  su‐ peración del régimen de la monarquía  absoluta  y  de  la  aristocracia;  y  en  el  de los Estados Unidos, la fundación de  una República, la creación de un Esta‐ do federal y el establecimiento, por vez  primera en la historia, de la institución  de la Presidencia. En  ambos  modelos,  se  tenía  como  objetivo  promover  la  soberanía  de  la  nación, las libertades públicas, la inde‐ pendencia de los jueces, la realización  de  elecciones,  la  existencia  de  parla‐ mentos y la pluralidad de las ideas po‐ líticas. Pero, además, en sentido general, todas  las  Constituciones,  tanto  las  elabora‐ das por los distintos países de América  Latina, al proclamar su independencia,  como las de las naciones europeas, al  (-=,&,' +"' "$*4*!&!*?$' %#,,*%-,*&(' #$' #(' +*=(-' eXe6' %#$K&$' %&50*V$' "$' !&,C!%#,' democrático – liberal. Desafortunadamente,  en  el  caso  de  la  República Dominicana, nuestra prime‐ ra  Ley  Sustantiva  se  vio  rápidamente  ensombrecida  por  la  incorporación  del  nefasto  artículo  210,  por  medio  del  cual  le  resultó  posible  al  General  Pedro  Santana  ordenar  la  realización  de un crimen que todavía a estas altu‐ ,&+6'#$'(&'7,*5#,&'3V!&3&'3#('+*=(-'eeX6' #+%,#5#!#'(&+'4*0,&+'3#('7"#0(-'3-5*‐ $*!&$->'(&'#J#!"!*?$'3#')&,K&'U,*$*3&3' Sánchez. En  virtud  del  escaso  desarrollo  ma‐ terial  e  institucional  de  nuestro  país  3",&$%#'#('+*=(-'eXe':'0"#$&'7&,%#'3#(' +*=(-'ee6'&'(&'&"+#$!*&'#$'3#4*$*%*@&'3#' un verdadero sistema democrático, los  distintos  textos  constitucionales  que  se  fueron  adoptando  no  hacían  más  que responder, en términos generales,  a  los  intereses  particulares  de  los  go‐ bernantes de turno y no así a las ver‐


daderas necesidades del pueblo domi‐ nicano. Un  cambio  radical,  sin  embargo,  se  produjo  en  la  década  de  los  años  60  del siglo pasado. La larga dictadura de  Rafael  Leonidas  Trujillo  se  había  des‐ plomado. Elecciones libres e indepen‐ dientes fueron celebradas, y un desta‐ cado luchador antitrujillista del exilio,  notable  escritor  y  pensador  resultó  vencedor con el apoyo abrumador del  7"#0(->'#('.,-8#+-,'T"&$'H-+!2; Durante su breve gestión de gobierno  se  aprobó  una  nueva  Constitución,  la  llamada Constitución de 1963, la cual  aspiraba a redimirnos del oprobio, los  vejámenes  y  atropellos  de  la  tiranía,  así  como  de  la  falta  de  estabilidad  y  de  orden  político  –  democrático  que,  como  hemos  dicho,  había  afectado  al  país desde la fundación de la Repúbli‐ ca. Pero además, siguiendo la tradición de  la  Constitución  de  Querétaro,  Méjico,  de 1917, y la Constitución de Cuba de  1940, introdujo un nuevo elemento en  #('-,3#$'!-$+%*%"!*-$&('3-5*$*!&$->'#(' constitucionalismo social. A  partir  de  ahí  no  solamente  queda‐ ba  garantizado  el  derecho  a  la  vida,  a  la  libertad,  al  libre  tránsito,  a  la  libre  asociación,  a  la  libertad  de  expresión  y  difusión  de  las  ideas  y  a  la  libertad  de conciencia y cultos, sino además, el 

derecho a la educación, a la salud, a la  vivienda y a un sistema de protección  social, de jubilaciones y pensiones.

que por vía democrática se había apro‐ bado y por un acto de usurpación ha‐ bía sido desconocida.

Pero  de  repente,  todo  eso  colapsó.  El  golpe de Estado del 25 de septiembre  3#' \]R[' 7"+-' 4*$6' 3#' 5&$#,&' 0,"+!&6' a  los  anhelos,  sueños  e  ilusiones  de  la  sociedad  dominicana  por  construir  una verdadera democracia, en libertad  y en respeto, de las ruinas de lo que ha‐ bía sido una cruel satrapía.

¡Qué viva la Constitución de 1963! ¡Qué  viva la Revolución de Abril de 1965!

He  aquí,  sin  embargo,  que  de  ese  he‐ cho  luctuoso  emergió  uno  de  los  mo‐ mentos  más  gloriosos  y  luminosos  de  la  historia  contemporánea  de  la  B#7/0(*!&' I-5*$*!&$&>' (&' B#@-("!*?$' de Abril de 1965, encabezada por ese  gran héroe nacional, Francisco Alberto  Caamaño Deñó. La Revolución de Abril de 1965 se hizo  bajo la consigna de retorno a la Cons‐ titución  de  1963;  y  ciertamente  tenía  que  ser  un  acontecimiento  conmove‐ dor  ver  a  un  pueblo  lanzado  a  las  ca‐ lles, enfrentándose hasta a una ocupa‐ ción militar extranjera, reclamando su  derecho a la democracia, a la libertad  y al cumplimiento de sus prerrogativas  constitucionales conculcadas. ¡Qué  hermoso  espectáculo,  qué  gran  acontecimiento!  El  pueblo  dominica‐ no, heroicamente volcado a las calles,  reclamando  el  reconocimiento  y  exi‐ giendo la aplicación de la Constitución 

Luego  de  esos  acontecimientos,  pasa‐ mos a la Constitución de 1966, la cual  debemos indicar, ha sido el texto cons‐ titucional de más larga duración en la  historia del país. Sólo vino a ser modi‐ 4*!&3&'#$'#('\]]Q6'!-5-'!-$+#!"#$!*&' de  la  crisis  electoral  experimentada  ese año. El hecho de que la Constitución apro‐ bada en el 1966 se extendiese por un  período  de  28  años,  es  una  prueba  irrefutable de que por primera vez en  la historia nacional íbamos alcanzando  el nivel de estabilidad y de continuidad  del  que  habíamos  carecido  desde  la  proclamación de la Independencia. Sin  embargo,  el  que  la  reforma  de  1994  se  realizase  en  un  contexto  de  crisis  política,  esto  es,  que  no  fuese  consecuencia  de  un  proyecto  previa‐ 5#$%#' ,#4(#P*-$&3-6' 3#%#,5*$?' 1"#' se  creasen  algunas  incongruencias,  vacíos y divergencias en varios de sus  enunciados. Así,  por  ejemplo,  en  el  artículo  64  se  establece que los jueces de la Suprema  Corte de Justicia serán designados por  el Consejo Nacional de la Magistratura. De  igual  forma,  el  artículo  67  inciso  Q6' !-$4*#,#' (&' +*="*#$%#' &%,*0"!*?$' &' (&' G"7,#5&' A-,%#' 3#' T"+%*!*&>' Y^(#=*,' los  jueces  de  las  Cortes  de  Apelación,  del  Tribunal  de  Tierras,  de  los  Juzga‐ dos  de  Primera  Instancia,  los  jueces  de Instrucción, los Jueces de Paz y sus  suplentes, los jueces del Tribunal Con‐ tencioso Tributario y los jueces de cua‐ lesquiera  otros  tribunales  del  orden  judicial creados por la Ley”.

8") 6('/9&/3(1/,#/) 1/) "$) !3$5<"/$) ?$'(-,$"B) I+"(-) ;H3$&) O$"/,#D,B) $'-59$J$1-) 1/) otros diputados.

Sin embargo, el inciso 9 del artículo 55  le otorga al Presidente de la República  #(' +*="*#$%#' 3#,#!2->' Y<(#$&,' *$%#,*‐ namente las vacantes entre los jueces  de la Suprema Corte de Justicia, de las  Cortes  de  Apelación,  del  Tribunal  de  Tierras,  de  los  Juzgados  de  Primera  Ministerio Público

31


Instancia, de los jueces de Paz, del Pre‐ sidente y demás miembros de la Junta  Central Electoral”. En otras palabras, como consecuencia  de  las  contradicciones  en  los  conte‐ nidos  del  propio  texto  constitucional  están  dadas  las  condiciones  para  una  grave situación de crisis institucional,  3#'+#,*-+'!-$4(*!%-+'7-(K%*!-+':'3#'8&(%&' de gobernabilidad. Pero,  más  aún,  al  Poder  Ejecutivo  se  (#' !-$4*#,#$' &%,*0"!*-$#+' 1"#' $-' 3#‐ berían  ser  de  su  competencia,  como  ocurre, por ejemplo, en el inciso 25 del  ya citado artículo 55, en el que se se‐ ñala que el Presidente de la República  puede anular por decreto los arbitrios  establecidos por los ayuntamientos. Eso,  en  realidad,  ha  debido  ser  siem‐ pre  de  la  competencia  jurisdiccional  del  Tribunal  de  lo  Contencioso  Admi‐ nistrativo. ^$'#('*$!*+-'\\'+#'*$3*!&'1"#>'YA"&$3-' ocurran vacantes en los cargos de re‐ gidores  o  síndicos  municipales  o  del  Distrito Nacional, y se haya agotado el  número  de  suplentes  elegidos,  el  Po‐ der Ejecutivo escogerá el sustituto de  la terna que le someterá el partido que  postuló el regidor o síndico que origi‐ nó la vacante.” gG#'*5&=*$&$'"+%#3#+'&('.,#+*3#$%#'3#' la República sustituyendo a regidores  y  síndicos  de  los  partidos  de  oposi‐ ción? ¡A  Dios  gracias  que  no  me  ha  corres‐ pondido tener que hacerlo! Son esas y diversas otras disposiciones  a lo largo de la Constitución de 1994,  lo que hacía impostergable, entre otras  razones, la necesidad de elaborar una  nueva  Constitución  de  la  República  más  en  consonancia  con  los  nuevos  tiempos.  Hoy  ya  tenemos  esa  nueva  Constitu‐ ción. Hela aquí. Es un nuevo texto del  cual debemos sentirnos profundamen‐ %#'-,="((-+-+6'7-,1"#'&'4*$'3#'!"#$%&+' es el producto de la inteligencia colec‐ tiva del pueblo dominicano.

32

Ministerio Público

Esta  nueva  Constitución  forma  parte  de  una  moderna  tendencia  constitu‐ cionalista  que  ha  ido  ganando  fuerza  en  el  ámbito  iberoamericano  durante  las últimas tres décadas, como conse‐ cuencia  directa  del  proceso  de  tran‐ sición  de  regímenes  dictatoriales  y  gobiernos  autoritarios  a  sistemas  de‐ mocráticos. El moderno constitucionalismo ibero‐ americano  se  ha  nutrido,  a  su  vez,  de  los cambios en el diseño constitucional  ocurrido en Europa en el período pos‐ terior  a  la  Segunda  Guerra  Mundial,  y  que  se  evidencia  en  la  Constitución  de  Italia  de  1947,  la  Constitución  de  Alemania  de  1949,  la  Constitución  de  Francia de 1958, la cual dio inicio a la  V República y la vuelta al poder del Ge‐ neral Charles De Gaulle. En  tiempos  más  recientes,  en  su  cali‐ dad de pioneros de lo que se ha dado  en  llamar  la  Tercera  Ola  Democrática  a nivel mundial, habría que considerar  también la Constitución de Portugal de  1976  y  la  Constitución  de  España  de  1978. Luego de esas reformas al orden cons‐ titucional de cada uno de esos países,  ha habido en las últimas tres décadas  en  América  Latina,  Europa  Oriental  y  África, por encima del centenar de re‐

formas a la Carta Sustantiva de las na‐ ciones integrantes de cada una de esas  regiones del mundo. Algunos autores hablan incluso de un  neo  –  constitucionalismo  a  escala  in‐ ternacional, pero lo cierto es que este  es  un  fenómeno  que  se  ha  producido  debido fundamentalmente a la expan‐ sión  de  la  democracia  como  sistema  político,  en  una  dimensión  nunca  an‐ tes conocida en la historia de la huma‐ nidad. Siguiendo la corriente progresista del  constitucionalismo  moderno,  la  nue‐ va  Constitución  que  hoy  entregamos  a  la  sociedad  dominicana,  empieza  por  consignar  en  su  artículo  7  que  la  República  Dominicana  es  un  Estado  Social  y  Democrático  de  Derecho,  lo  !"&('+*=$*4*!&'1"#'+#'8"$3&'#$'#(',#+7#‐ to de la dignidad humana, los derechos  fundamentales, el trabajo, la soberanía  popular y la separación e independen‐ cia de los poderes públicos. Un  elemento  básico  del  nuevo  texto  constitucional  es  que  erige  un  muro  de  contención  frente  a  aquellos  que  por las razones que fuesen intentasen  hacer  zozobrar  nuestra  democracia,  !"&$3-'#$'+"'&,%K!"(-'F['&4*,5&'(-'1"#' +*="#>


“Son  nulos  de  pleno  derecho  los  ac‐ tos emanados de autoridad usurpada,  las acciones o decisiones de los pode‐ res  públicos,  e  instituciones  o  perso‐ nas que alteren o subviertan el orden  constitucional y toda decisión acorda‐ da por requisición de fuerza armada.” En otras palabras, lo que ese texto esta  indicando  es  que  en  la  República  Do‐ minicana nunca más volverá a repetir‐ se  la  amarga  y  trágica  experiencia  de  septiembre de 1963 o por la que en es‐ tos momentos ha tenido que atravesar  la hermana República de Honduras. ^$'3#4*$*%*@&6'#$'(&'B#7/0(*!&'I-5*$*‐ cana  jamás  se  producirá  un  golpe  de  Estado. En  la  República  Dominicana  prevale‐ cerá  para  siempre  la  democracia,  la  libertad,  la  paz,  la  soberanía,  la  inde‐ pendencia  y  el  respeto  a  la  dignidad  de  nuestros  hombres  y  mujeres,  que  fue  lo  que  desde  un  principio  soña‐ ron nuestros Padres de la Patria, Juan  Pablo  Duarte,  Ramón  Matías  Mella  y  Francisco del Rosario Sánchez. Para  garantizar  en  el  tiempo  el  que  nuestra  democracia  permanezca  in‐ quebrantable,  resulta  imprescindible  el  que  nuestras  Fuerzas  Armadas  y  la  Policía  Nacional  queden  al  margen  de  las  disputas  políticas,  razón  por  la  cual  desde  hoy  mismo  queda  prohi‐ 0*3-' #(' ,#*$%#=,-' 3#' -4*!*&(#+' :' &(*+%&‐ dos a nuestros institutos castrenses y  policiales,  a  menos  que  el  retiro  haya  sido realizado en violación a la Ley Or‐ gánica de las Fuerzas Armadas o de la  Policía Nacional. En  la  nueva  Constitución  se  produce  un salto cualitativo al introducirse ele‐ mentos propios de una democracia di‐ recta o participativa. En  la  nueva  Constitución  se  consagra  la iniciativa popular para presentación  de proyectos de leyes ante el Congreso. En  la  nueva  Constitución  se  consagra  #(',#8#,#$3-'&'(-+'4*$#+'3#'1"#'#('7"#‐ blo decida de manera soberana sobre  cualquier  asunto  que  sea  sometido  a  su consideración.

En la Ley Suprema que hoy proclama‐ mos ante el mundo, en este acto histó‐ rico y solemne, se produce una amplia‐ ción  de  los  derechos  fundamentales  de  los  ciudadanos  como  nunca  antes  había ocurrido en la historia nacional. De  entrada,  es  la  primera  vez  que  en  la Carta Sustantiva del Estado se con‐ signa la igualdad de género, cuando en  el  artículo  39,  inciso  4,  se  dice  lo  que  +*="#> “La  mujer  y  el  hombre  son  iguales  ante  la  ley.  Se  prohíbe  cualquier  acto  que  tenga  como  objetivo  o  resultado  menoscabar o anular el reconocimien‐ to,  goce  o  ejercicio  en  condiciones  de  igualdad  de  los  derechos  fundamen‐ tales  de  mujeres  y  hombres.  Se  pro‐ moverán  las  medidas  necesarias  para  garantizar  la  erradicación  de  las  des‐ igualdades  y  la  discriminación  de  gé‐ nero.” Pero  inmediatamente,  en  el  inciso  5,  ,#&4*,5&'+"'!-$!#7!*?$'3#'#1"*3&3'&(' 7,#+!,*0*,'(&+'+*="*#$%#+'5#3*3&+> “El Estado debe promover y garantizar  la  participación  equilibrada  de  muje‐ res  y  hombres  en  las  candidaturas  a  los cargos de elección popular para las  instancias de dirección y decisión en  el ámbito público,  en  la  administra‐ ción  de  justicia  y  en  los  organismos  de  control  del  Es‐ tado.”

nos residentes en el exterior, así como  la  representación  nacional  en  parla‐ mentos de carácter internacional. Además  de  consolidar  las  libertades  individuales, en el nuevo texto se con‐ sagra  el  derecho  a  la  intimidad  y  al  honor de las personas, el derecho a la  propiedad  intelectual,  el  derecho  de  los  consumidores,  el  de  la  seguridad  alimentaria,  el  de  los  derechos  de  la  familia, de los jóvenes, de las personas  de  la  tercera  edad  y  de  los  discapaci‐ tados. Un  rasgo  verdaderamente  innovador  que  emana  de  las  nuevas  disposicio‐ nes  constitucionales  lo  representa  la  consagración  del  secreto  profesional  y  la  cláusula  de  conciencia  del  perio‐ dista, lo cual ofrece a los profesionales  de la comunicación la oportunidad de  realizar sus trabajos con sentido ético  e independencia de criterio. Fueron  enfáticos  ustedes,  Señores  Miembros de la Asamblea Revisora, en  establecer  mecanismos  especiales  de  seguridad al desarrollo de la frontera y  de protección a nuestros recursos na‐ turales no renovables y a nuestro sis‐ tema nacional de áreas protegidas. 

Sólo por haber esta‐ blecido esas disposi‐ ciones, que consignan  constitucionalmente  la igualdad entre hom‐ bres  y  mujeres  en  la  República  Dominicana,  valía  el  esfuerzo  de  ha‐ ber  llevado  a  cabo  esta  reforma  a  la  Constitu‐ ción. En  la  nueva  Constitución  se  reconoce  el  fenómeno  de  la  transnacionalización  en  el  mundo  moderno,  al  aprobar  la  representación  legislativa  de  los  dominica‐ Ministerio Público

33


Pero donde verdaderamente el nuevo  texto constitucional alcanza las alturas  de  cualquier  otro  de  su  misma  natu‐ raleza  en  cualquier  lugar  del  mundo,  es  cuando  consigna  la  existencia  de  derechos  colectivos  y  difusos,  lo  cual  permite la acción jurisdiccional direc‐ ta  de  los  ciudadanos  para  obtener  la  conservación  del  equilibrio  ecológico,  la  protección  del  medio  ambiente,  así  como  la  preservación  del  patrimonio  cultural, histórico, urbanístico, artísti‐ co, arquitectónico y arqueológico. Todos  esos  derechos  establecidos  ca‐ recerían, sin embargo, de sentido, si no  dispusiesen de garantías para su pleno  ejercicio  o  de  protección  en  caso  de  vulneración o violación de los mismos. Es  por  eso  que  cobra  particular  rele‐ vancia  el  régimen  de  garantías  a  los  derechos fundamentales estipulado en  el nuevo ordenamiento constitucional,  #('!"&('#$%,#'-%,&+'4*=",&+6'!-$+&=,&'(&' tutela judicial efectiva, el habeas data y  la acción de amparo. Respecto  de  esta  última,  se  señala  en  #('&,%K!"(-'FD6'1"#>'YU-3&'7#,+-$&'%*#‐ ne  derecho  a  una  acción  de  amparo  para reclamar ante los tribunales, por  sí o por quien actúe en su nombre, la  protección inmediata de sus derechos  fundamentales,  no  protegidos  por  el  habeas  corpus,  cuando  resulten  vul‐ nerados o amenazados por la acción o  la  omisión  de  toda  autoridad  pública  o  de  particulares,  para  hacer  efectivo  el cumplimiento de una ley o acto ad‐ ministrativo, para garantizar los dere‐ chos e intereses colectivos y difusos.” La constitucionalización de esa última  disposición es la mejor garantía y pro‐ tección que jamás haya tenido un ciu‐ dadano de este país contra el abuso de  poder, el despotismo y el atropello. Hagamos  del  recurso  de  amparo  una  verdadera  institución  democrática  y  popular al servicio de los mejores inte‐ reses del pueblo dominicano. Señores Miembros de la Asamblea Na‐ !*-$&('B#@*+-,&6'X("+%,#+'X$@*%&3-+> En  algunos  círculos  de  la  opinión  pú‐ blica  a  veces  se  aduce  que  la  actual 

34

Ministerio Público

reforma  a  la  Constitución  se  ha  lleva‐ do a cabo con el propósito esencial de  ampliar las prerrogativas en favor del  Poder Ejecutivo. Nada  más  incierto.  Es  todo  lo  contra‐ rio, pues, además de no adicionar nin‐ guna nueva potestad en su favor, lo que  verdaderamente  ha  ocurrido  con  la  entrada en vigencia de la nueva Carta  Magna, es una disminución de algunos  poderes tradicionalmente otorgados al  titular del Ejecutivo. Por ejemplo, la elección de los miem‐ bros  de  la  Cámara  de  Cuentas  ya  no  queda  en  manos  del  Presidente  de  la  República, sino de la Cámara de Dipu‐ tados y del Senado de la República. De ahora en adelante, el Presidente de  la República ya no dispondrá de la pre‐ rrogativa  para  autorizar  la  presencia  de tropas extranjeras en ejercicios mi‐ litares en el territorio de la República,  ni de aprobar el envío al extranjero de  tropas nacionales en misiones de paz. De  igual  manera,  al  Presidente  de  la  República  se  le  ha  despojado  de  la  facultad  concedida  para  anular  los  arbitrios municipales, como antes ha‐ bíamos dicho, así como de llenar inte‐ rinamente  las  vacantes  de  Síndicos  y  Regidores.

Así  pues,  como  puede  observarse,  de  continuar  por  la  ruta  trazada  en  el  nuevo  orden  constitucional,  del  Pre‐ sidente de la República se dirá lo que  +#'&4*,5&'3#'(-+',#:#+'#$'(-+',#=K5#$#+' 5-$C,1"*!-+>'1"#',#*$&$6'7#,-'$-'=-‐ biernan.  Ahora  bien,  donde  se  han  efectuado  algunos de los cambios más profundos  y radicales ha sido en el ámbito del Po‐ der Judicial. Conforme  al  artículo  155,  se  crea  el  Consejo del Poder Judicial, un organis‐ mo enteramente nuevo, el cual repre‐ senta el órgano permanente de admi‐ nistración y disciplina de dicho poder. Asimismo, se crea el Consejo Superior  del Ministerio Público, el cual constitu‐ ye  su  órgano  interno  de  gobierno,  cu‐ yas funciones son las de dirigir y admi‐ nistrar  el  sistema  de  carrera  y  ejercer  el control disciplinario sobre represen‐ tantes,  funcionarios  y  empleados  del  Ministerio Público. Se  instituye  la  defensa  pública  y  asis‐ tencia  legal  gratuita  y  se  amplían  las  funciones  tradicionales  del  Consejo  Nacional de la Magistratura. Ahora bien, Señoras y Señores, la ver‐ dadera gran novedad del actual texto de  nuestra Ley Suprema es la creación del 


En  efecto,  de  acuerdo  con  la  antigua  disposición,  correspondía  a  la  Supre‐ ma  Corte  de  Justicia  conocer  única‐ mente de la inconstitucionalidad de las  leyes, y no fue sino por interpretación  analógica del artículo 46 que declara la  nulidad de pleno derecho de toda ley,  decreto, resolución, reglamento o acto  contrario a la misma Constitución, que  se  interpretó  la  noción  de  ley  no  en  sentido  estricto,  como  debe  ser  toda  interpretación  de  carácter  constitu‐ !*-$&(6'+*$-'!-5-'1"#,*#$3-'+*=$*4*!&,' norma, en sentido general, lo cual, por  vía  de  consecuencia,  le  confería  com‐ petencia para conocer de la nulidad de  los decretos, resoluciones y reglamen‐ tos. Ese  tipo  de  interpretación  analógica  podía generar un quebrantamiento del  principio de la separación de poderes,  por lo cual resultaba más conveniente  seguir la experiencia europea de crear  tribunales  constitucionales,  indepen‐ dientes del Poder Judicial, para ejercer  el  control  de  la  constitucionalidad  de  las leyes y de las demás normas del or‐ den jurídico. Albergamos  la  esperanza  de  que  este  nuevo  órgano  del  Estado  dominicano  pueda  cumplir  a  plenitud  sus  funcio‐ nes y disponer, con el tiempo, del mis‐ mo  prestigio  y  autoridad  de  nuestra  actual Suprema Corte de Justicia. Señores Miembros de la Asamblea Na‐ !*-$&('B#@*+-,&>

Juan Pablo Duarte y Díez.

Tribunal Constitucional, el cual viene a  sustituir a la Suprema Corte de Justicia  en las atribuciones que se le conferían  de conocer de las acciones directas de  inconstitucionalidad de las leyes. Según  lo  consagra  el  artículo  185,  el  Tribunal  Constitucional  será  compe‐ tente para conocer en única instancia  de las acciones directas de inconstitu‐ cionalidad  contra  las  leyes,  decretos,  reglamentos,  resoluciones  y  ordenan‐ zas,  a  instancia  del  Presidente  de  la  República, de una tercera parte de los  miembros  del  Senado  o  de  la  Cámara  de  Diputados  y  de  cualquier  persona 

con  interés  legítimo,  jurídicamente  protegido. De  igual  forma,  es  competente  para  conocer  del  control  preventivo  de  los  tratados  internacionales  antes  de  su  ,&%*4*!&!*?$'7-,'#('?,=&$-'(#=*+(&%*@-6':' 3#'(-+'!-$4(*!%-+'3#'!-57#%#$!*&'#$%,#' los poderes públicos. No cabe dudas que hay mayor claridad  conceptual  en  el  contenido  del  nuevo  texto constitucional que el que preva‐ lecía  en  el  inciso  1  del  artículo  67  de  la Carta Sustantiva que hoy queda de‐ rogada.

W(' #$%,&,' #$' #(' +*=(-' eeX6' (&' B#7/0(*!&' Dominicana  estaba  urgida  de  reali‐ zar  una  profunda  reforma  a  la  Carta  Sustantiva  del  Estado,  que  permitiese  consolidar su democracia mediante el  fortalecimiento del Estado de Derecho. Es mi convicción de que el nuevo tex‐ to  constitucional  aprobado  por  esta  Asamblea  Revisora  cumple  con  esos  propósitos.  No  se  trata,  obviamente,  de una obra perfecta, ni de un trabajo  que  esté  exento  de  disidencias  o  dis‐ crepancias. En sentido general, ninguna Constitu‐ Ministerio Público

35


representadas  las  fuerzas  mayorita‐ rias  del  escenario  político  nacional,  y fueron ustedes,  los  portavoces  de  esas  fuer‐ zas, los que con  ve h e m e n c i a ,  con  pasión  y  entusiasmo,  discutieron  cada concep‐ to,  cada  cri‐ terio,  cada  juicio  ver‐ tido, con la  4*$&(*3&3' de  que  la  nue‐ va  Carta  S u s ‐ tantiva  fuese  el  m e j o r  instru‐ mento  posi‐ b l e  p a r a  la  de‐ fensa  de  la  libertad  y  la  de‐ mocracia en la República  Dominicana.

ción está al margen de esas circunstan‐ cias. Sólo basta recordar que la Consti‐ %"!*?$'3#'M*(&3#(4*&'3#'\F`F'#+%&0(#!K&' que  un  esclavo  era  equivalente  a  las  3/5  partes  de  un  hombre  libre;  y  su  debate y discusión, en sentido general,  dio origen a dos facciones, los Federa‐ listas y Antifederalistas. Lo  mismo  ocurrió  en  Francia,  cuando  la pasión suscitada en torno a la apro‐ bación de la Constitución de 1791, di‐ vidió al país en dos bandos irreconci‐ (*&0(#+>'(-+'T&!-0*$-+':'(-+'N*,-$3*$-+; En  la  República  Dominicana,  hemos  aprobado  la  actual  Constitución  por  consenso.  Aquí,  en  este  recinto,  están 

36

Ministerio Público

Ese  espíritu  de  consenso  se  expresa  de manera clara en los valores y prin‐ !*7*-+'1"#'+#'5&$*4*#+%&$'#$'#('7,#C5‐ bulo  del  nuevo  texto,  de  la  siguiente  5&$#,&> “Nosotros,  representantes  del  pueblo  dominicano, libre y democráticamente  elegidos, reunidos en Asamblea Nacio‐ nal Revisora; invocando el nombre de  Dios;  guiados  por  el  ideario  de  nues‐ tros  Padres  de  la  Patria,  Juan  Pablo  Duarte, Matías Ramón Mella y Francis‐ co  del  Rosario  Sánchez,  y  de  los  Pró‐ ceres de la Restauración de establecer  una  República  libre,  independiente,  soberana  y  democrática;  inspirados  #$'(-+'#J#57(-+'3#'("!2&+':'+&!,*4*!*-+' de nuestros héroes y heroínas inmor‐ tales; estimulados por el trabajo abne‐ gado de nuestros hombres y mujeres;  regidos por los valores supremos y los 

principios  fundamentales  de  la  digni‐ dad humana, la libertad, la igualdad, el  imperio de la ley, la justicia, la solida‐ ridad, la convivencia fraterna, el bien‐ estar  social,  el  equilibrio  ecológico,  el  progreso  y  la  paz,  factores  esenciales  para  la  cohesión  social;  declaramos  nuestra voluntad de promover la uni‐ dad de la Nacional dominicana, por lo  que en ejercicio de nuestra libre deter‐ minación  adoptamos  y  proclamamos  la siguiente Constitución”. Pero  aún  antes  de  que  el  proyecto  de  Reforma  Constitucional  fuese  conoci‐ do en esta Augusta Asamblea Nacional,  fue  estudiado,  examinado  y  debatido,  en forma de Consulta Popular, en todo  el  ámbito  del  territorio  nacional  por  las  diferentes  organizaciones  sindica‐ les, empresariales, comunitarias, cam‐ pesinas,  estudiantiles  y  barriales,  que  consideraron  que  era  su  deber  cívico  contribuir y aportar al alumbramiento  de una nueva forma de la democracia,  más justa, más directa, más equitativa,  más participativa y más responsable. Ahora  nos  queda  un  inmenso  trabajo  por  delante,  que  es  el  de  elaborar  y  ajustar un conjunto de leyes que pue‐ dan estar en armonía con las disposi‐ ciones de la nueva Constitución. Estoy seguro que con la misma tenaci‐ dad,  el  mismo  espíritu  patriótico  y  el  mismo  compromiso  con  las  mejores  causas  nacionales,  avanzaremos  en  esa  dirección,  en  la  dirección  de  una  auténtica,  genuina  y  verdadera  Revo‐ lución  Democrática  Institucional,  que  es  la  gran  herencia  que  dejaremos  a  las futuras generaciones para que pue‐ dan  vivir  en  un  país  del  que  puedan  sentirse profundamente orgullosos, en  razón de que será el lugar donde per‐ manentemente reinará la paz, prevale‐ !#,C'(&'&,5-$K&':'4(-,#!#,C'(&'J"+%*!*&;' Queda  formalmente  proclamada  la  nueva Constitución de la República. ¡Qué viva la República Dominicana! ¡Qué viva la nueva Constitución! Una  vez  más  lo  digo,  Dominicanas  y  I-5*$*!&$-+>'i^j'7&j(&$%#'1"#'@&5-+k ¡Muchas gracias!


ECONOMÍA Y CONSTITUCIÓN

ANTONIO CIRIACO CRUZ =(&/'#-&)1/")P,3#(#+#-)1/)P,6/3#(%$'(-,/3) Socioeconómicas (UASD)  ciricruz@hotmail.com

Una constitución es la base fundamental del sistema jurídico de una nación, y en ella puede explicitarse más o menos la influencia de determinadas corrientes ideológicas, por eso se habla de constituciones progresistas o conservadoras.

Las  constituciones  juegan  un  papel  determinante  en  el  desarrollo  econó‐ mico y social de los países. Solo basta  con  observar  la  experiencia  española  de los últimos 32 años (la Constitución  de 1978). La Constitución española de  1978, fue fruto del consenso de todos  los  parlamentarios  españoles  de  ese  momento,  excepto  los  diputados  del  Partido Nacionalista Vasco (PNV), que  aunque participaron en la elaboración  3#'(-+'.&!%-+'3#'<&')-$!(-&'$-'4*,5&‐ ron a la postre el texto constitucional.  Sin  embargo,  estos  lo  aceptarían  ple‐ namente  de  facto  y  también  de  iure,  al apoyar el Estatuto de autonomía de  Guernica. Hasta la fecha la Constitución españo‐ (&6' !-$' 3-+' 5-3*4*!&!*-$#+' ,#&(*9&3&+6' ha  recogido  las  aspiraciones  y  las  de‐ mandas  de  la  mayoría  de  la  sociedad  española,  incorporando  no  sólo  las  demandas económicas y sociales, sino  también,  en  buena  medida,  los  pro‐ blemas  de  los  espacios  territoriales,  regiones  y  nacionalidades  que  tiene  España.  Uno de los aspectos más trascendentes  de  la  actual  Constitución  española  es  que fue el fruto de un consenso entre  todas las fuerzas políticas de ese mo‐ mento. Desde el Partido Comunista Es‐ pañol (PCE), los Catalanes, los Vascos,  la  Alianza  Popular  y  Unión  de  Centro  Democrático (UCD), sentaron las bases  no  sólo  de  un  sólido  sistema  jurídico,  sino  de  la  más  importante  etapa  de 

crecimiento y desarrollo económico y  social  de  las  últimas  tres  décadas  en  ese país. El  pasado  26  de  enero  de  2010,  día  del  natalicio  de  Juan  Pablo  Duarte,  el  presidente  de  la  República  proclamó  la  nueva  Constitución  de  la  Repúbli‐ ca.  Después  de  un  largo  debate  sobre  la conveniencia o no de una Asamblea  Constituyente o como se hizo a través  de Consultas Populares, ya es un hecho  que la nueva carta magna se ha procla‐ mado.  Y  creo  que  lo  más  importante  a  partir  de  este  momento,  es  que  se  cumpla para que dicha carta sea efec‐ tiva y se pueda aprovechar y potencial  su contenido. Una constitución es la base fundamen‐ tal del sistema jurídico de una nación,  y en ella puede explicitarse más o me‐ $-+'(&'*$4("#$!*&'3#'3#%#,5*$&3&+'!-‐ rrientes  ideológicas,  por  eso  se  habla  de  Constituciones  progresistas  o  con‐ servadoras. Pensamos  que  la  nueva  Constitución  proclamada  no  es  la  ideal  ni  la  más  completa, pero sí es necesario recono‐ cer que incorpora Derechos Económi‐ cos  y  Sociales  positivos,  superando  la  anterior Constitución de 1966.  La nueva Carta Magna constitucionali‐ za el derecho a la Seguridad Alimenta‐ ria  en  el  Artículo  54;    el  Artículo  140  incorpora  regulaciones  a  los  incre‐ mentos en las Remuneraciones de los 

Funcionarios  de  la  Administración  Pública; el Articulo 145 protege al Ser‐ vidor Público para que no sea separa‐ do de su puesto de trabajo por causas  políticas; el Artículo 194 ordena como  prioridad  la  formulación  y  ejecución  de  un  Plan  de  Ordenamiento  Territo‐ rial; el Artículo 200 facilita la consecu‐ ción de mayores Recursos Financieros  a los Municipios; el Artículo 206  cons‐ titucionaliza el Presupuesto Participa‐ tivo en los Municipios; el Artículo 241  constitucionaliza  la  elaboración  de  una Estrategia Nacional de Desarrollo;  entre otros artículos.  Recuerdo  una  expresión  muy  usada  por  algunos  profesores  españoles  en  la  Universidad  Autónoma  de  Madrid  fhW)E' &(' ,#8#,*,+#' &' +"' 7&K+>' Y^+7&a&' es un país serio”, expresando con esto  que España es un país que respeta su  Constitución y donde se cumple lo que  está plasmado en ese documento sus‐ tantivo. Pienso que el gran reto de los domini‐ canos en lo adelante, y en especial de  nuestra clase política, es respetar y ha‐ cer  cumplir  todos  los  artículos  conte‐ nidos en la principal pieza jurídica de  nuestro país. No importa que la Consti‐ tución sea catalogada de buena o como  dijo  el  Presidente  de  la  República  “la  A-$+%*%"!*?$' 3#(' +*=(-' eeXb6' +*' #+%&' $-' se cumple nunca se podrá potenciar el  desarrollo económico y social de la na‐ ción; ojalá que emulemos la experien‐ cia española de los últimos 32 años. Ministerio Público

37


LA CONSTITUCIÓN Y LOS LÍMITES TERRITORIALES DE LA JURISDICCIÓN PENAL

IDELFONSO REYES

Los límites territoriales para el ejercicio de la jurisdicción penal en la República Dominicana se encuentran establecidos en la Constitución de la República, en los Tratados Internacionales y en las Leyes adjetivas.

Procurador General Adjunto ireyes@procuraduria.gov.do

El Estado es la entidad jurídica política  integrada  por  la  unidad  de  territorio,  población,  soberanía  y  gobierno,  que  ,#+"(%&' 3#' (&' &4*$*3&3' 3#' "$' -,3#$&‐ 5*#$%-'(#=&(6'1"#'*3#$%*4*!&'&'"$'=,"7-' 3#' 7#,+-$&+;' I#+3#' #(' +*=(-' ed' 2&+%&' $"#+%,-+' 3K&+6' @&,*-+' 2&$' +*3-' (-+' 4*‐ lósofos  que  han  escrito  sobre  la  con‐ cepción del Estado, empezando por el  4(-,#$%*$-' c*!-(C+' )&1"*&@#(-6' !-$+*‐ derado el padre de la Teoría del Estado,  seguido por los ingleses Thomas Hob‐ bes y John Locke; los franceses Carlos  Secondar  Barón  de  Montesquieu  y  Juan Jacobo Rousseau. Rousseau nació  en  Ginebra  y  se  estableció  en  París  a  los 29 años hasta su muerte en 1817;   así como los alemanes Inmanuel Kant,  Juan Amadeo Fichte y Jorge Guillermo  Hegel,  y  Hans  Kelsen,  este  último  na‐ cido en Praga, entre otros pensadores.  

ma de un Estado, no la hace suscepti‐ ble de interpretación”, dándole aplica‐ ción al pensamiento de Kelsen.

La  República  Dominicana  se  encuen‐ tra entre los países donde se respeta el  sistema democrático de derecho, esta‐ blecido en la Constitución como norma  sustantiva  del  Estado.  Existen  varias  3#4*$*!*-$#+' 3#' (&' A-$+%*%"!*?$;' U,&3*‐ !*-$&(5#$%#' 2&' +*3-' 3#4*$*3&' !-5-' #(' conjunto de reglas fundamentales que  regulan  la  organización  y  las  relacio‐ nes de los poderes públicos, determi‐ nando la forma del Estado y el ejerci‐ !*-'3#('7-3#,;'l&$+'m#(+#$6'(&'3#4*$#'$-' sólo como la fuente de validez formal  de las demás normas, sino una norma  jurídica  en  sí  misma  susceptible  de  aplicación  directa.  En  ese  mismo  te‐ nor nuestra Honorable Suprema Corte  de  Justicia,  en  funciones  de  Tribunal  Constitucional, en fecha 14 de diciem‐ bre de 2005, estableció “que el hecho  de ser la Constitución la norma supre‐

Territorial Universal

38

Ministerio Público

LÍMITES TERRITORIALES Estos  límites  los  determinan  la  Cons‐ titución,  los  Tratados  Internacionales  ,&%*4*!&3-+'7-,'#('A-$=,#+-':'(&+'<#:#+;' Es  por  ello,  que  la  República  Domini‐ cana  se  encuentra  entre  los  Estados  que  le  otorgan  competencia  tanto  a  la  Corte  Penal  Internacional,  como  a  la  Corte  Interamericana  de  Derechos  Humanos;  también  existen  tratados  bilaterales con otros Estados, los más  !-5"$#+'+-$>'(-+'3#'#P%,&3*!*?$':'#('3#' cumplimiento  de  la  condena  en  el  te‐ rritorio del país del interno.

COMPETENCIAS PENALES

Esta  competencia  es  ejercida  por  la  Corte  Penal  Internacional  (CPI),  y  se 

encuentra  establecida  en  el  Estatuto  de Roma del 17 de julio del 1998, que  en  su  artículo  4  numeral  2  establece  “La Corte podrá ejercer sus funciones  y  atribuciones  de  conformidad  con  lo  dispuesto en el presente Estatuto en el  territorio de cualquier Estado Parte y,  por  acuerdo  especial,  en  el  territorio  de  cualquier  otro  Estado”,  dándole  la  facultad a la Corte de ejercer la compe‐ tencia universal para crímenes concre‐ tos cometidos en el territorio de un Es‐ tado no Parte, a través de un acuerdo  especial; o en caso de que el crimen se  hubiere cometido a bordo de un buque  o de una aeronave, si su matrícula fue‐ ra la de uno de esos Estados, artículo  \D;D;W6'#$'#+#'5*+5-'%#$-,'+#',#4*#,#$' los  artículos  12.3  y  87.5,  del  referido  Estatuto. Es  preciso  establecer  que  la  Corte  Penal  Internacional,  ejerce  su  com‐ petencia solo en los crímenes de tras‐ cendencia  universal  cometidos  por  las  personas  naturales  mayores  de 


dieciocho  años  Arts.  25.1  y  26,  y  que  dichos  crímenes  constituyan  delitos  de  genocidio,  lesa  humanidad,  guerra  :'&=,#+*?$'W,%;'_6'!-$8-,5#'&'(&'3#4*$*‐ ción establecida en los artículos 6, 7 y  8, pero ocurridos dentro de los límites  territoriales establecidos en el párrafo  anterior.

Territorial Regional Es  ejercida  por  la  Corte  Interameri‐ cana  de  Derechos  Humanos  con  sede  en  Costa  Rica,  y  que  conforme  a  la  convención  del  22  de  noviembre  del  1969, en su artículo 1.1 establece “Los  Estados partes en esta Convención se  comprometen a respetar los derechos  y  libertades  reconocidos  en  ella  y  a  garantizar  su  libre  y  pleno  ejercicio  a  toda persona que esté sujeta a su juris‐ dicción”, complementado con los artí‐ culos 61 y 62 del Estatuto y el artículo  D_'3#('B#=(&5#$%-6':'+#',#4*#,#$'&('+-‐ metimiento  y  cumplimiento  en  todos  los  casos,  de  las  decisiones  emitidas  por  la  Corte  y  que  las  violaciones  ha‐ yan  ocurrido  dentro  del  territorio  de  un Estado Parte, ya sea para su inter‐ pretación o aplicación.  En  Europa  el  artículo  56  de  la  con‐ vención,  delimita  la  aplicación  de  la  competencia  territorial  de  la  Corte  Europea  de  Derechos  Humanos,  para  conocer  de  las  demandas  realizadas  7-,' 7#,+-$&+' 4K+*!&+6' -,=&$*9&!*-$#+' no  gubernamentales  o  de  grupos,  en  ese  sentido  la  jurisprudencia  ha  ido  más  lejos  al  establecer  que  “el  prin‐ cipio ratione loci, requiere que la ale‐ gada  violación  a  la  Convención  haya 

?('-">3)2$Q+($6/"-7

Barón de Montesquieu.

ocurrido  dentro  de  la  jurisdicción  del  Estado  o  en  territorio  controlado  por  el  Estado”,  utilizado  este  principio  en  varias  sentencias,  siendo  a  mi  enten‐ der las más relevantes la Sentencia No.  25781‐94 entre (Cyprus v. Turkey), así  como la sentencia del 26 de junio del  1992, entre Drizd y Janousek v. Francia  y España.  

5 de la Constitución de 2002), que es‐ tablece los límites terrestres, aéreos y  marítimos; también los artículos 157,  160 y 162 de la Constitución (Arts. 68,  73  y  76,  de  la  Constitución  de  2002),  ,#4*#,#$' &' (&' <#:' (-+' (K5*%#+' %#,,*%-‐ riales  de  los  tribunales  inferiores  en  materia penal, para el conocimiento y  decisión de las infracciones cometidas  dentro de sus jurisdicciones. 

Territorial Bilateral En materia penal los tratados bilatera‐ les de los cuales la República Domini‐ cana ha convenido con otros Estados,  %-3-+' +#' ,#4*#,#$' &(' !"57(*5*#$%-' 3#' decisiones  jurisdiccionales,  las  más  comunes  son  la  extradición  y  el  cum‐ plimiento  de  condenas  en  el  país  del  imputado  o  interno;  ya  que  en  la  ac‐ tualidad no existe tratado, ni ley que le  otorgue  la  personería  jurídica  a  otro  Estado, para juzgar en su territorio a  un ciudadano que haya cometido una  infracción penal en el otro Estado. 

Territorial Nacional Los límites territoriales para el ejerci‐ cio  de  la  jurisdicción  penal  en  la  Re‐ pública  Dominicana,  se  encuentran  establecidos  en  la  Constitución  de  la  República;  en  los  Tratados  Interna‐ cionales y en las Leyes adjetivas. Con  relación  a  los  límites  territoriales  de  nuestra Honorable Suprema Corte de  Justicia,  se  encuentran  establecidos  en el artículo 9 de la Constitución (Art. 

Con  la  implementación  del  Código  Procesal  Penal,  el  Legislador  intro‐ dujo  nuevas  herramientas  tanto  para  los  Jueces,  como  para  el  Ministerio  Público,  aunque  existen  los  artículos  49,  56  y  62,  del  CPP,  que  pueden  ser  erróneamente  interpretados  para  su  aplicación por los Tribunales Naciona‐ les, ya que si no ha ocurrido un crimen  de  trascendencia  universal  de  los  es‐ tablecidos en el artículo 49 del CPP y  5  del  Estatuto  de  Roma,  y  se  le  juzga  a  una  persona,  por  una  infracción  de  trascendencia  menor,  se  violarían  los  límites externos del espacio estableci‐ do en el artículo 9 de la  Constitución  Dominicana (Art. 5 de la Constitución  de  2002),  y  además  se  violaría  la  so‐ beranía  del  otro  Estado  y  el  tribunal  actuaría excediendo los límites territo‐ riales de su competencia.  Sobre la competencia territorial penal  nacional, un Secretario de Estado, fue  sometido por ante la Procuraduría Ge‐ neral de la República (PGR), de un he‐ cho  que  aconteció  supuestamente  en  Ministerio Público

39


(-+'^+%&3-+'h$*3-+6':'+-0,#'#('!&+->'&E' la  PGR  se  declaró  incompetente  para  iniciar  la  investigación  del  caso;  b)  la  parte  querellante  objetó  la  decisión  ante  el  Honorable  Magistrado  Juez  Presidente  de  la  Honorable  Supre‐ ma  Corte  de  Justicia  y  mediante  Auto  No.007‐2008,  fue  designado  un  Juez  de  la  Instrucción  Especial,  para  cono‐ cer y decidir sobre la objeción someti‐ da; c) que mediante Sentencia No. 252,  el Honorable Juez de la Instrucción Es‐ pecial  de  la  Jurisdicción  Privilegiada,  declaró la competencia por el territo‐ rio y en razón de la persona y de la Ley;  y ordenó la continuación de la investi‐ gación del caso que nos ocupa a cargo  del Ministerio Público; d) la Sentencia  No.252,  fue  recurrida  en  apelación  por los imputados y por el Ministerio  ./0(*!-' f).E6' #(' ).' !-$!(":?' ncXAL>' Revocar la Sentencia No. 252, de fecha  9 de julio de 2008, emanada del Hono‐ rable  Juez  de  la  Instrucción  Especial  de la Jurisdicción Privilegiada, por las  ,&9-$#+'#P7"#+%&+6':'#$'!-$+#!"#$!*&>' A-$4*,5&,' (&' X$!-57#%#$!*&' #$' ,&9?$' del territorio o ratione loci, de los tri‐ bunales  dominicanos,  para  el  conoci‐ miento  y  decisión  de  la  querella  con  constitución  en  actor  civil  interpues‐ ta  por  el  querellante,  toda  vez  que  la  supuesta  infracción  fue  cometida  en  territorio  de  los  Estados  Unidos  de  Norte  América,  y  que  la  incompeten‐ cia  de  esta  Honorable  Suprema  Corte  de Justicia, está establecida de confor‐ midad con lo establecido en el artículo  5  de  la  Constitución  de  la  República  (Constitución  de  2002);  el  artículo  6  de  la  Convención  Interamericana  so‐ bre  Restitución  Internacional  de  Me‐ nores  del  1989,  y  el  artículo  90  de  la  Ley 136‐03, que crea el Código para el  Sistema de Protección de los Derechos  Fundamentales  de  los  Niños,  Niñas  y  adolescentes; toda vez que el artículo  66, (error de la sentencia es el Art. 62),  combinado con el 49 y el 56 del Código  Procesal Penal, no es aplicable al caso  de la especie, en razón de que el delito  !-5#%*3-' $-' +#' 7"#3#' %*7*4*!&,6' 3#' (-+' llamados “Competencia Universal” que  son Genocidio, Crimen de Guerra o de  Lesa  Humanidad,  como  por  las  razo‐ nes expuestas en el presente recurso;  e) sobre el recurso del Ministerio Pú‐ blico, la Honorable Cámara Penal de la 

40

Ministerio Público

Suprema  Corte  de  Justicia,  mediante  Sentencia  No.  423  del  16  de  diciem‐ bre de 2009, en las páginas 13, 14 y 15  estableció lo siguiente “Considerando,  que  el  Ministerio  Público  en  su  dicta‐ men  solicitó  la  incompetencia  de  los  tribunales  dominicanos  para  conocer  de la infracción de la que estamos apo‐ derados, en razón de que los hechos a  que se contrae la querella consistieron  en que el Ing. Carlos Morales Troncoso  y  su  hija  Michelle  Marie  Morales  in‐ currieron  en  sustracción  de  menor  al  desplazar al hijo menor de esta última,  sin consentimiento o autorización del  7&3,#' 3#(' $*a-6' 3#' "$' ("=&,' =#-=,C4*‐ co  a  otro;  lo  cual  ocurrió  en  Estados  Unidos  de  América;  que,  en  cuanto  a  la  jurisdicción  y  competencia  de  los  tribunales  penales  dominicanos,  el  artículo  56  del  Código  Procesal  Penal  otorga  capacidad  legal  a  nuestros  tri‐ bunales sólo para conocer y juzgar los  hechos punibles imputados a personas  dominicanas  o  extranjeras  cometidos  total  o  parcialmente  en  el  territorio  nacional, o cuyos efectos se produzcan  en él; que el caso de que se trata ocu‐ rrió en territorio de Estados Unidos de  América y por tanto escapa a la com‐ petencia  ordinaria  de  los  tribunales  represivos nacionales” y más adelante  establece “Considerando, por otra par‐ te, que el Código Procesal Penal, en su  artículo 62 establece la posibilidad de 

que los tribunales dominicanos conoz‐ can  hechos  punibles  cometidos  fuera  del  territorio  nacional;  lo  cual  señala  bajo  el  epígrafe  de  “competencia  uni‐ versal”,  y  aunque  en  el  referido  texto  $-'+#'#+7#!*4*!&'!"C(#+'+-$'#+-+'!&+-+6' es evidente que se trata de asuntos de  gran  trascendencia,  como  sería  el  ge‐ nocidio,  delitos  contra  la  humanidad,  #('(&@&3-'3#'&!%*@-+6'#('%,C4*!-'*$%#,$&‐ cional de drogas, etc. que no es el de la  especie”,  revocando  en  todas  sus  par‐ tes la referida decisión y declarando la  incompetencia de la jurisdicción penal  dominicana  para  conocer  de  la  impu‐ tación formulada.  Esta decisión de la Honorable Cámara  Penal de la Suprema Corte de Justicia,  no sólo fortalece el estado de derecho,  sino que como consecuencia se incre‐ 5#$%&' (&' !-$4*&$9&' :' (&' *$@#,+*?$' #$' la  República  Dominicana.  Es  bueno  resaltar  que  para  la  obtención  de  la  misma  el  suscrito  se  mantuvo  bajo  la  dirección  del  Procurador  General  de  la  República,  Dr.  Radhamés  Jimenez  Peña,  por  especio  de  dos  años,  obte‐ niendo una sentencia de principio so‐ bre la incompetencia penal territorial  de los tribunales nacionales, sobre una  infracción  ocurrida  fuera  del  espacio  establecido en el artículo 9 de la  Cons‐ titución Dominicana (Art. 5 de la Cons‐ titución de 2002).


RANGO CONSTITUCIONAL DEL DEFENSOR DEL PUEBLO ANA MEDOS VELOZ !<-%$1$)=(6(3(R,)E/%$") Dirección de Prisiones anamedos22@hotmail.com

Para  hablar  del  Defensor  del  Pueblo,   necesariamente  tenemos  que  acudir  &(' %V,5*$-' -,*=*$&(>' L)HhIG)Wc6'' voz sueca que traducida del inglés  al  #+7&a-(' +*=$*4*!&' 5#3*&3-,' -' ,#7,#‐ sentante,  procurador,  comisionado  o  mandatario del pueblo, designado  por  el    parlamento  para  supervisar  la  ac‐ tuación de la  Administración Pública.  W'*$*!*-+'3#('+*=(-'eXe6'G"#!*&':'B"+*&6' 4*,5&,-$'#('%,&%&3-'3#'.&9'3#'M,*#3,*o+‐ hann, lo que da origen a la Constitución   sueca del  año 1809,  que estableció  en  su  artículo 96, que el parlamento de‐ bía designar en cada sesión ordinaria  un  “Jurisconsulto  de  probada  ciencia  y  de  especial  integridad,  en  calidad  de mandatario”, que no fue más que la  evolución del Justitiekansler de épocas  &$%#,*-,#+;' W+K' +",=#' (&' 4*=",&' !-$' (-+' 7#,4*(#+' 1"#' #$' (&' &!%"&(*3&3' 5&$%*#‐ ne.  Años  más  tarde,  Finlandia  acoge  (&'4*=",&'#$'+"'A-$+%*%"!*?$6'+*#$3-'#(' primer  país  en  la  historia  cercana  en  incluirla con ese rango, dadas sus cir‐ cunstancias históricas. Luego de  un lento proceso,  por la dis‐ tancia  de  los  pueblos  escandinavos,  a  partir de la Segunda Guerra Mundial la  institución  se expande por toda Euro‐ pa, llegando  a Portugal en el año 1976,  luego a España en el año 1978. Es importante señalar que la mayoría  de  los  países    que  la  acogen,  le  dan  rango constitucional,  como es el caso  especial de la Unión  Europea, creada  mediante el Tratado de Maastricht en  #(' &a-' \]]D6' *$!(":#' ' (&' 4*=",&' ' !-$' (&'' denominación en español de  Defensor  del  Pueblo,    el  primero  en  el  mundo  con carácter supranacional, nombrado 

por el Parlamento, por un período de  cinco años. Como  se  puede  apreciar,  el  Ombuds‐ man es sin duda alguna, la institución  de alcance mundial más importante de  las últimas décadas, no sólo por tener  la responsabilidad de salvaguardar los  derechos  humanos,  sino  también  por  servir de órgano de control democrá‐ tico.                               En  el  proceso  denominado  "ombuds‐ manía",  esta  renovada  institución,  a  partir del año 1985, llega a los países  de América Latina, donde la voluntad   de sus ciudadanos era débil para ven‐ cer los obstáculos y avanzar conforme  a sus deseos y necesidades, por la baja  autoestima generada mediante proce‐ sos antidemocráticos. Guatemala, es el   primer país en este lado del mundo en  acogerla  en  su  Constitución.  En  la  ac‐ tualidad muy pocos países no cuentan  !-$' "$&' -4*!*$&' 3#' L50"3+‐ man,  como  es  el  caso  de  Chile.

presupuestaria, cuyo objetivo esencial  es contribuir a salvaguardar los dere‐ chos fundamentales de los individuos  y  las  prerrogativas  colectivas  estable‐ cidas en la Constitución y las leyes, en  caso de que sean violadas por funcio‐ narios u órganos del Estado. Esta  novedosa  institución  jurídica,  vieja ya en todo el mundo,  constituye  un excelente instrumento de garantías  ciudadanas,  que  aunque  no  tiene  po‐ der  coercitivo,  su  autoridad  moral  le  da la fortaleza  necesaria  para  osten‐ tar el rango que el mundo entero le ha  -%-,=&3->' <&' 3#8#$+&' 3#' (-+' 3#,#!2-+' humanos en todas sus facetas. De ahí,   la  importancia  para  los  dominicanos  de  contar  con  una  institución  de  tan  alto  nivel  que  de  manera  indiscutible  va a contribuir con el  fortalecimiento  y  desarrollo  democrático  de  nuestra  nación.

La República Dominicana no  se ha quedado atrás y desde  el  año    2001  incorporó  a  su  “Catálogo Legislativo”  la ins‐ titución,    con  el  nombre  de  Defensor del Pueblo, como en  España.  La  nueva  Constitución  domi‐ nicana,    proclamada    por  la  Asamblea  Nacional,  en  fun‐ ciones de  Asamblea Revisora,   otorgó  rango constitucional  al  Defensor del Pueblo,  autoridad  independiente funcionalmente,  con autonomía administrativa y  Ministerio Público

41


FRANCISCO GARCÍA ROSA Procurador Adjunto Corte de Apelación del DN frankiegracia@yahoo.es

EPÍGRAFES EN LA CONSTITUCIÓN Y MONOPOLIO DE LA INVESTIGACIÓN

L

a Constitución del año 2010 fue  votada  y  proclamada  el  26  del  mes  enero  de  este  año,  sin  em‐ bargo,  las  consultas,  las  discusiones,  los  debates  y  las  vistas  públicas  en  el  Congreso  Nacional,  constituido  en  Asamblea Nacional Revisora, tuvieron  lugar  durante  todo  el  transcurrir  del  segundo  semestre  del  año  2009.  Pre‐ vio  a  de  todo  ello,  es  decir,  antes  del  formal apoderamiento del Ejecutivo al  Legislativo y su puesta en agenda por  parte de este último, ya una comisión  de  juristas  especializados  en  derecho  constitucional  designada  por  el  pre‐ sidente  Leonel  Fernández  había  ago‐ tado,  después  de  presentar  su  ante‐ proyecto,  una  jornada  superior  a  tres  años, pues los comisionados no sólo le  dieron forma al documento  que  en‐

tregaron  al  Ejecutivo,  sino  que,  al  ha‐ cerlo  escucharon  y  tomaron  muy  en  cuenta la participación popular y ciu‐ dadana que se expresó a través de un  sin número de charlas, seminarios, ta‐ lleres,  simposios  y  paneles  en  toda  la  =#-=,&4K&'$&!*-$&(; Se trata, la actual Constitución, del tex‐ to  sustantivo  más  debatido  y  consen‐ suado  en  la  República  Dominicana  y  quizás uno de los más debatidos y con‐ sensuados  en  el  mundo.  Cuatro  años  de afanes y esfuerzos de todo el cuer‐ po  social  dominicano  fueron  necesa‐ rios para que la ley sustantiva que hoy  exhibimos, se presente muy superior a  las constituciones del 1966, del 1994 y  del 2002. La llamada Constitución bos‐ chista de 1963 fue en su tiempo  y  hasta  la  mañana  del  26  del  mes  de  enero  del  año  en  cur‐ so,  la  más  moderna,  avanzada  y liberal de las constituciones  dominicanas,  que  ya  suman  treinta y ocho. Por razones obvias y de épo‐ cas,  pero  sobre  todo  por  la  voluntad  mayoritaria  de  todas  las  fuerzas  políti‐ cas  e  instituciones  de  la  sociedad  civil  de  todo  el  país,  el  pacto  fundamen‐ tal  de  hoy  contempla  novedades, órganos, ins‐ tituciones  y  derechos  fundamentales  que  no  contemplaba la Consti‐ tución del “63”, lo cual  lleva a algunos a con‐ siderarla  más  avan‐ zada  y  moderna  que 

42

Ministerio Público

ésta, lo cual es mucho decir. No  sólo  se  crearon  nuevos  órganos  e  instituciones,  también  se  ampliaron  otras  y  las  designaciones  de  sus  titu‐ lares  han  pasado  a  ser  más  plural  y  democrática.  Órganos  e  instituciones  contemplados  en  leyes  adjetivas,  es‐ peciales  u  orgánicas,  fueron  llevados  a la ley sustantiva, por eso ya decimos  que  han  sido  constitucionalizados  o  que,  sencillamente,  tienen  un  rango  constitucional, lo cual, junto con otros  elementos, ha servido para consagrar  el  llamado  “Estado  social  y  democrá‐ tico  de  derecho”,  que  desde  el  punto  de  vista  político,  abre  paso  a  una  de‐ mocracia, no sólo representativa, sino  participativa. Una prueba de ello es el  referendo,  previsto  por  el  legislador  constitucional  como  una  consulta  po‐ pular, y que es una forma de democra‐ cia indirecta. No hay espacio ni tiempo para hablar  de todas las novedades y bondades de  la Carta Magna que hoy es orgullo de  todos, sólo se hace preciso destacar un  aspecto  muy  importante  y  que  pocos  han tomado en cuenta, y es que todo el  articulado  constitucional,  es  decir,  to‐ dos los artículos (277 en total) que ella  contiene son encabezados con un epí‐ grafe. En ninguna de las constituciones  anteriores o en ninguna de las treinta  y siete reformas o enmiendas como se  quiera, tales epígrafes no aparecen. Que  los  artículos  de  un  texto  consti‐ tucional sean encabezados con títulos  no es ocioso ni casual, eso responde a  todo  un  proceso  universal  dirigido  a  facilitar la lectura y entendimiento, no 


sólo de la Constitución de una nación,  sino también las demás leyes adjetivas,  sean  éstas  materiales  o  procesales.   Obsérvense la Ley No. 76‐02 o Código  Procesal Penal, la Ley No.  78‐03 o Es‐ tatuto  del  Ministerio  Público  y  la  Ley  No. 183‐02 o Monetaria y Financiera y  su Reglamento, para sólo citar tres ca‐ sos. En el pasado reciente sólo los ca‐ pítulos y las secciones tenían títulos o  epígrafes que le encabezaban y en esta  ocasión  ni  siquiera  los  comisionados  previeron  tal  situación,  sí  los  asam‐ bleístas. Así,  por  ejemplo,  el  título  V,  corres‐ pondiente al Poder Judicial (que debió  denominarse Del Sistema de Justicia),  contiene  VI  capítulos.  El  primero  de  esos  capítulos,  corresponde  a  la  Su‐ prema  Corte  de  Justicia,  el  cual  sí  de‐ bió  denominarse  “Del  poder  Judicial”.  El capítulo cinco de ese gran título VI,  relativo  al  sistema  de  justicia,  corres‐ ponde  al  Ministerio  Público,  el  cual  comienza con el artículo 169 que tiene  !-5-'#7K=,&8#>'YI#4*$*!*-$#+':'M"$!*-‐ nes”. Veamos  como  el  legislador  constitu‐ !*-$&('3#4*$#''#$'#+#'&,%K!"(-'&(')*$*+‐ %#,*-'./0(*!->'Y^+'#('?,=&$-'3#('+*+%#5&' de justicia responsable de la formula‐ ción  e  implementación  de  la  política  del  Estado  contra  la  criminalidad,  di‐ rige  la  investigación  penal  y  ejerce  la  acción  pública  en  representación  de  la  sociedad”.  (Debió  decir  “y  ejerce  la  acción penal o la acción penal pública  en representación de la sociedad). (Pa‐ réntesis nuestro). “Párrafo I.‐ En ejer‐ cicio  de  sus  funciones,  el  Ministerio  Público  garantizará  los  derechos  fun‐ damentales  que  asisten  a  ciudadanos  y ciudadanas, promoverá la resolución  alternativa  de  disputas,  dispondrá  la  protección de víctimas y testigos y de‐ fenderá el interés público tutelado por  la ley”. En el artículo 159 del proyecto some‐ tido por el Poder Ejecutivo a la Asam‐ blea Nacional, constituida en revisora,  aunque no tiene epígrafe, es el equiva‐ lente al 169, que sí lo tiene, de la actual  A-$+%*%"!*?$' :' 3#4*$K&' &(' )*$*+%#,*-' ./0(*!-'!-$'#+%&+'7&(&0,&+>'Y^+'"$'?,‐ gano del sistema de justicia, que dirige 

la  política  del  Estado  contra  el  delito,  ejer‐ ce  la  acción  pública,  garantiza  los  derechos  fundamentales  y  liberta‐ des  ciudadanas  que  asiste  a  las  víctimas  y  testigos  y  protege el interés público  tutelado por la ley”. La  primera  versión  o  redacción,  tal  como  quedó  consagrado  en  la  Constitución  que  hoy  impera  y  nos  rige,  técnica‐ mente  hablan‐ do,  es  más  útil  y  razonable  que  el  cita‐ do  proyecto  por  varias  ,&9-$#+>' Primero,  es  cierto  que  el  Ministerio  Público  no  es  parte  del  Poder  Ju‐ dicial,  sino  un  órgano  del  Sistema  de  Justicia, al cual, tanto él, como el Poder  Judicial  y  otros  órganos  pertenecen,  aunque  algunos  de  ellos  constituyan  órganos  extra‐poder  o  estén  adscri‐ tos  al  Poder  Ejecutivo.  Aunque  el  Mi‐ nisterio  Público  parezca  un  órgano  extra‐poder, realmente no lo es, forma  parte o está adscrito al Poder Ejecuti‐ vo,  quien  dirige  la  política  del  Estado  contra  la  criminalidad  y,  en  el  día  a  día,  el  Ministerio  Público  la  fórmula  y  la  implementa.  Así  como  formula  e  implementa  la  política  penitenciaria,  pues  el  penitenciario  es  un  sistema  que está bajo la dirección del Ministe‐ rio Público. Segundo,  es  cierto  que  en  el  ejercicio  de sus funciones el Ministerio Público  garantiza los derechos fundamentales  (constitucionales)  que  asisten  a  los  !*"3&3&$-+6'3#4*#$3#'#('*$%#,V+'7/0(*‐ co y protege a víctimas y testigos, pero  algo que agrega la actual Constitución,  que  no  fue  previstos  por  los  juristas  comisionados,  fue  la  obligación  por  parte del Ministerio Público de promo‐ ver la resolución alternativa de dispu‐ %&+'f!-$4(*!%-+E6'&(=-'1"#'$-'7"#3#'+#,' desdeñado.

Las razones y motivos por las cuales la  expresión  “dirige  la  investigación  pe‐ nal” aparece en cursiva, en subrayado  :'#$'$#=,*%&'#+'(-'+"4*!*#$%#5#$%#'!(&‐ ra y es el segundo aspecto que quere‐ mos resaltar. En ese artículo 169 de la  Constitución, si el legislador no le hu‐ biese dado ese rango constitucional a  la condición de director y coordinador  de la investigación penal al Ministerio  Público, otras instituciones u órganos  del  Estado  pudieran  pensar  o  verse  tentado  a  pensar,  que  sí  lo  tienen.  No  sólo  a  nivel  de  ciertas  instituciones  como  la  Policía  Nacional,  la  Dirección  Nacional  Control  de  Drogas  y  otras  agencias ejecutivas del gobierno, sino  desde  el  mismísimo  Poder  Judicial,  pues  respectos  de  los  primeros  (PN,   DNCD y AEG) el Código Procesal Penal  y el Estatuto del Ministerio Público son  (-+'+"4*!*#$%#+'!(&,-+':'(&',#3&!!*?$'3#' sus textos en ese sentido  se bastan a  sí mismo. El segundo aspecto a resaltar, es el es‐ collo que quedaba pendiente   relativo  a si los jueces pueden hacer labores de  Ministerio Público

43


dentes de cada una de las Cámaras”. Los  casos  que  le  son  deferidos  por  la  Constitución en materia penal a la Su‐ prema Corte de Justicia, son las causas  que le puedan ser perseguidas al Pre‐ sidente  y  Vicepresidente  de  la  Repú‐ blica,  los  legisladores,  los  ministros  y  otros  funcionarios  del  más  alto  nivel  en  el  Estado.  Los  defensores  de  la  vi‐ gencia  del  referido  artículo  argumen‐ tan  que  contra  esos  funcionarios  es  posible  un  apoderamiento  directo  de  la Suprema Corte de Justicia por que‐ rellamiento,  sin  necesidad  del  pase  previo  por  ante  el  representante  del  ministerio público ante ese alto tribu‐ nal,  que  lo  es  el  Procurador  General  de la República.  Parten del criterio de  que el Presidente de la Suprema Corte  de Justicia tiene facultad para designar  un juez de instrucción especial y la la‐ bor de un Juez de Instrucción es la de  investigar. instrucción, es decir, dirigir una inves‐ tigación o ser parte de ella. Tal parece  que  ese  asunto  estaba  totalmente  re‐ suelto  y  deslindado,  conforme  al  pre‐ dicamento  del  artículo  22  del  Código  Procesal  Penal,  que  crea  el  principio  de  separación  de  funciones.    En  él  se  2&!#' !-$+%&,' 1"#>' Y<&+' 8"$!*-$#+' 3#' investigación  y  de  persecución  están  SEPARADAS  de  la  función  jurisdiccio‐ nal. El juez no puede realizar actos que  impliquen el ejercicio de la acción pe‐ nal ni el Ministerio Público actos juris‐ diccionales…”.  También,  en  ese  mismo  !"#,7-'(#=&(6'2&:'3*+7-+*!*-$#+'(-'+"4*‐ cientemente claras sobre las funciones  del  ministerio  público,  nos  referimos  &('&,%K!"(-'``6'#('!"&('#+%&%":#'1"#>'Y^(' ministerio público dirige  la investiga‐ ción  y  práctica  u  ordena  practicar  las  diligencias  pertinentes  y  útiles  para  determinar  la  ocurrencia  del  hecho  punible y sus responsable”. Si el minis‐ terio público dirige y coordina la inves‐ tigación es porque tiene auxiliares que,  como se sabe, no son los jueces. Amén  de todo cuanto pueda decir y dice el Có‐ digo Procesal Penal está el mismísimo  Estatuto del Ministerio Público, el cual  #$'+"'&,%K!"(-'R'#+%&0(#!#'1"#'V+%#>'Yp' es el encargado de dirigir la investiga‐ ción de los hechos de carácter penal en  representación de la sociedad…”. 

44

Ministerio Público

El problema radica en una ley especial,  del puño y la prosa del distinguido ju‐ rista y decano Dr. Ramón Pina Acevedo  y Martínez, la Ley No. 25‐91, de fecha  15  del  mes  de  octubre  del  año  1991,  conocida  como  la  Ley  Orgánica  de  la  G"7,#5&'A-,%#'3#'T"+%*!*&6'5-3*4*!&3&' por la Ley No. 157‐97 de fecha 10 del  5#+'3#'J"(*-'3#('&a-'\]]F6'1"#'5-3*4*‐ có los artículos 1, 2, 3, 4, 5, 6, 7, 8, 9, 10  y 13 y derogó los artículos 11 y 12, de‐ jando  intacto  los  demás  artículos,  in‐ cluyendo el artículo 24, que nos ocupa. El artículo 24 de la Ley No. 25‐91, que  algunos juristas y la Suprema Corte de  Justicia,  reclaman  como  vigente,  esta‐ 0(#!#'(-'+*="*#$%#>'Y^$'%-3-+'(-+'!&+-+' en  que  la  Suprema  Corte  de  Justicia  en  pleno  conozca  de  los  casos  que  le  son  deferidos  por  la  Constitución  en  materia  Penal,  si  el  asunto  asume  los  caracteres de crimen, el Presidente de  la Suprema Corte de Justicia designará  de su seno un Magistrado que actuará  cono Juez de Instrucción. La Cámara de  A&(*4*!&!*?$'#$'%&('!&+-'+#,C'3#+*=$&3&' por  el  mismo  Presidente.  En  caso  de  recurso contra la decisión de la Cáma‐ ,&'3#'A&(*4*!&!*?$6'#('5*+5-'+#,C'!-$-‐ cido  por  una  Cámara  que  designarán  de común acuerdo el Presidente de la  Suprema Corte de Justicia y los Presi‐

Con la entrada en vigencia del Código  Procesal Penal y el Estatuto del Minis‐ terio Público, a partir de los textos ya  citados  y  otros  no  citados,  el  juez  in‐ vestigador  ya  ha  desaparecido;  el  de  la instrucción es un juez de garantías,  solo  juzga  y  hace  ejecutar  lo  juzgado,  el  ministerio  público  investiga,  persi‐ gue  y  acusa,  de  manera,  pues  que  no  hay apoderamiento directo en ninguna  instancia, los órganos jurisdiccionales  sólo podrán ser apoderado por el mi‐ nisterio público, a no ser que se trate  de  acción  penal  pura  y  enteramente  privada, que no es el caso.  Aunque ya ese artículo 24 de la Ley No.  25‐91 había sido derogada al entrar en  vigencia la Ley Orgánica del Ministerio  Público y El Código Procesal Penal, el  artículo  169  de  la  Constitución  de  la  República termina poniéndole la tapa  &('7-5->'^('5*$*+%#,*-'7/0(*!-'%*#$#'#(' monopolio  de  la  investigación  y  tiene  el  monopolio,  como  órgano  receptor,  de  los  querellamientos.  Nadie  puede  querellarse  en  otro  sitio  que  no  sea  ante el ministerio público, sólo él pue‐ de  apoderar  los  tribunales  aunque  el  investigado o el imputado tengan pri‐ vilegio de jurisdicción o le correspon‐ da una jurisdicción especial. Así lo dis‐ pone la Constitución y punto.


GOBIERNO TRABAJA POR UNA LEY DE MINISTERIOS y  luego  hacer  las  leyes  particulares  propias de cada ministerio”, sostuvo el  ministro de la Presidencia.

El  ministro  de  la  Presidencia,  César  Pina Toribio, anunció  que el gobierno  trabaja en la elaboración de un proyec‐ to de Ley General de Ministerios, para  adecuar esas instituciones a lo que es‐ tablece la nueva Constitución de la Re‐ pública, de cambiar el nombre a las Se‐ cretarías de Estado y a los secretarios  que la dirigen, para que en lo adelante  se denominen ministros y ministerios. Pina Toribio dijo que ese proyecto sería  sometido  al  Congreso  Nacional  en  los  7,?P*5-+' 3K&+;' W4*,5?' 1"#' (&' G#!,#%&‐ ría de la Administración Pública traba‐ J&'!-$'(&'4*$&(*3&3'3#'7,*5#,-'#(&0-,&,' una Ley General de Ministerios y luego  otras leyes particulares propias del pa‐ quete.

PROYECTOS  Pina Toribio precisó que a pesar de que  la Constitución establece un plazo para 

CONSEJO DE MINISTROS Pina  Toribio  adelantó  además,  que  el  presidente Leonel Fernández someterá  al  Congreso  Nacional  un  proyecto  de  ley para la creación del Consejo de Mi‐ nistros, en virtud de lo que dispone  la  nueva Constitución.

César Pina Toribio.

el  cambio  de  nombre  de  secretaría  a  ministerio  y  de  secretario  a  ministro,  ya  la  Secretaría  de  la  Administración  Pública tenía los proyectos avanzados. “Se está trabajando en la Secretaría de  la  Administración  Pública  para  hacer,  primero, la Ley General de Ministerios 

.&,&'%&(#+'4*$#+6'#('T#8#'3#('^+%&3-'!,#?' mediante decreto una comisión que tra‐ bajará en la redacción de la indicada ini‐ ciativa y también empezó la conversión  de las 19 secretarías creadas por ley en  ministerios. El decreto 56‐10 dispone que en lo suce‐ sivo las   secretarías de Estado se deno‐ minen  ministerios, como lo establece la  nueva Constitución de la República.

CÁNDIDO BIDÓ

ENSEÑARÁ PINTURA A INTERNOS CCR DE MOCA El reconocido artista dominicano Cán‐ dido Bidó  impartirá  clases  de  pintura  a  los  internos  del  recién  inaugurado  Centro de Corrección y Rehabilitación  La  Isleta  de  Moca,  como  un  aporte  al  nuevo  modelo  penitenciario  que  im‐ plementa  la  Procuraduría  General  de  la República en el país. El  maestro  Bidó  recorrió  las  instala‐ ciones del nuevo recinto penitenciario  acompañado  del  procurador  Radha‐ més Jiménez Peña, con quien coordinó  los  trabajos  de  enseñanza  de  pintura  para las personas privadas de libertad. Dijo que nunca había visitado un cen‐ tro  penitenciario  tan  moderno  y  con  tantos  programas  de  formación  como  el de Moca. 

ra de reducir la delincuencia. Felicitó el trabajo que ha desarrollado  el procurador Jiménez Peña para llevar  dignidad a las cárceles del país. Bidó  observó  los  trabajos  de  produc‐ ción  de  los  internos  penitenciarios  en  las  granjas  de  gallinas  ponedoras,  crianza de cerdos y cultivos agrícolas.  Asimismo,  alfabetización  y  cursos  de  informática. Cándido Bidó

El  artista  resaltó  que  el  país  necesita  que las personas que guardan prisión  puedan  rehabilitarse  y  reinsertarse  a  la  sociedad  de  manera  positiva  luego  de cumplir condenas, como una mane‐

“El que no sabe nada, aquí aprende de  todo”, expresó el artista de la plástica. El  magistrado  Jiménez  Peña  estuvo  acompañado  durante  el  recorrido  del  síndico  de  Moca,  Guarocuya  Cabral,  y  del director del CCR, Erickson Bobadilla. Ministerio Público

45


ELIGEN A RADHAMÉS JIMÉNEZ  PEÑA VICEPRESIDENTE ASOCIACIÓN 

IBEROAMERICANA DE MINISTERIOS PÚBLICOS  PRESIDENTE DE GUATEMALA, ÁLVARO COLOM, PIDE SU ASESORÍA PARA CAPACITACIÓN DE FISCALES Y LA IMPLEMENTACIÓN DEL MODELO PENITENCIARIO

8")9&/3(1/,#/)1/)S+$#/5$"$B)!"6$&-);-"-5)T$")'/,#&-UB)0+,#-)$)"-3)9&-'+&$1-&/3).)43'$"/3)%/,/&$"/3)Q+/)9$&#('(9$&-,)/,)"$)N"#(5$) Asamblea de la Asociación Iberoamericana de Ministerios Públicos.

Esa asamblea estuvo secundada por el Seminario Iberoamericano “Lucha Contra la Delincuencia Organizada” en el cual fiscales generales y altos representantes de las Fiscalías de Bolivia, España, Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala, México, Paraguay, Perú y República Dominicana, analizaron ese flagelo.

46

Ministerio Público

ANTIGUA,  Guatemala.‐  El  procura‐ dor  general  de  la  República  Domi‐ nicana, Radhamés Jiménez Peña, fue  escogido  vicepresidente  de  la  Aso‐ ciación  Iberoamericana  de  Ministe‐ rios Públicos, que agrupa a los fisca‐ les  generales  de  todos  los  países  de  América Latina, España y Portugal. La  elección  de  Jiménez  Peña,  quien  acompañará al reelecto presidente de  la  AIMP,  el  fiscal  general  de  España,  Cándido Conde‐Pumpido, fue unáni‐ 5#'3",&$%#'(&'edXX'&+&50(#&'=#$#,&('

3#('-,=&$*+5-6'1"#'!"(5*$?'!-$'"$'4*,‐ me llamado a renovar el compromiso de  cooperación entre las Fiscalías de Ibero‐ américa  para  combatir  la  delincuencia  trasnacional. Esta asamblea estuvo secundada por el  Seminario Iberoamericano “Lucha Con‐ tra  la  Delincuencia  Organizada”  en  el  !"&('4*+!&(#+'=#$#,&(#+':'&(%-+',#7,#+#$‐ tantes de las Fiscalías de Bolivia, España,  Chile, Colombia, Costa Rica, Guatemala,  México, Paraguay, Perú y República Do‐ 5*$*!&$&'&$&(*9&,-$'#+#'4(&=#(-;


Durante el evento el presidente de la República de Guatemala, Álvaro Colom, solicitó al ministro dominicano colaboración para la formación de fiscales de su país en la escuela dominicana del Ministerio Público. Igualmente, destacó, y pidió asesoramiento, con relación a la implementación del nuevo modelo penitenciario dominicano, declarado por la Organización de las Naciones Unidas (ONU) como centro de excelencia de la reforma penitenciaria en América Latina. Guatemala tomará en cuenta el modelo de reforma penitenciaria dominicana para hacer los cambios carcelarios en su país, dijo el mandatario guatemalteco.

El  organismo  continuará  trabajando  para  dar  cumplimiento  al  nuevo  plan  bianual  orientado  a  incrementar  la 

Fiscal  general  de  España,  Cándido  Con‐ de‐Pumpido.

!"6$&-);-"-5B)9&/3(1/,#/)1/)S+$#/5$"$7

cooperación y coordinación en la per‐ +#!"!*?$' #8#!%*@&' 3#(' %,C4*!-' *(K!*%-' 3#' drogas. 

fortalecimiento  de  la  AIAMP,  y  sobre  todo,  contribuir  a  la  efectividad  de  la  cooperación  jurídica  internacional,  “que  cada  día  se  hace  más  necesaria,  ante  la  transnacionalización  del  cri‐ men organizado”.

Para  la  escogencia  del  procurador  Ji‐ ménez  se  valoró  la  destacada  labor  realizada en su país tendente al forta‐ lecimiento, institucionalización y pro‐ fesionalización del Ministerio Público,  colocándolo  en  uno  de  los  primeros  lugares  en  América  como  institución  que tiene a cargo la persecución penal.  También, sus esfuerzos para la imple‐ mentación  del  modelo  penitenciario  que es elogiado internacionalmente. Se comprometió a seguir desplegando  todos los esfuerzos necesarios para el 

Resaltó que a través de la Escuela del  Ministerio Público de su país han reci‐ 0*3-'8-,5&!*?$'5C+'3#'RZ'4*+!&(#+'3#'(&' mayoría países de América Latina. Jiménez Peña estuvo acompañado del  director  de la ENMP, Ramón Núñez; el  4*+!&('3#'(&'7,-@*$!*&'<&'W(%&=,&!*&'fl*‐ güey),  Lucas  Pérez,  y  la  encargada  de  asuntos internacionales de la Procura‐ duría,  Danissa  Cruz Taveras.

*&-'+&$1-&/3).)43'$"/3)%/,/&$"/3)1/)P</&-$5H&('$)&/+,(1-3)/,)S+$#/5$"$7 Ministerio Público

47


EN OPERATIVOS DIRIGIDOS POR MARISOL TOBAL

PROCURADURÍA INCAUTA Y DESTRUYE CIENTOS DE MÁQUINAS TRAGAMONEDAS La  Coordinación  Nacional  de  Niños,  Niñas,  Adolescentes  y  Familia  de  la  Procuraduría  General  de  la  República  destruyó  unas  74  máquinas  tragamo‐ nedas  que  fueron  incautadas  en  col‐ mados de diferentes puntos del país. La  magistrada  Marisol  Tobal,  coor‐ dinadora  nacional  de  NNA,  estuvo  al 

frente de la demolición que se llevó a  cabo en los Astilleros Navales Domini‐ canos, sede de la Marina de Guerra, en  Santo Domingo.  Tobal,  procuradora  general  adjunta,   informó  que  desde  el  pasado  mes  de  agosto hasta la fecha se han incautado  218 máquinas en operativos que se le‐

vantan de manera periódica en el Dis‐ trito Nacional y provincias del interior  del país, cumpliendo con la resolución  No. 0000025 que instruye a los procu‐ radores generales de Cortes de Apela‐ !*?$':'3#'ccW6'&'4*+!&(#+':'4*+!&(*9&3-‐ res, al igual que a todos sus adjuntos,  a incautar las máquinas tragamonedas 

MARISOL TOBAL  ASISTE  A  ENCUENTRO EN EE.UU.

EVENTO EN SEDE DE LA OEA FUE PARA TRATAR DERECHOS DE LA NIÑEZ La  coordinadora  nacional  de  Niños,  Niñas,  Adolescentes  y  Familia,  magis‐ trada  Marisol  Tobal,  representó  a  la  Procuraduría  General  de  la  República  en la primera reunión piloto de la Red  Interamericana  de  Cooperación  Jurí‐ dica  y  Asistencia  Mutua  celebrada  en  Washington,  Estados  Unidos,  con  el  interés  de  formular  recomendaciones  de carácter general sobre los derechos  de la niñez. 

La Red Interamericana de Cooperación  Jurídica y Asistencia Mutua en Materia  de  Derecho  de  Familia  y  Niñez  se  re‐ unió en la sede de la Organización de  los Estados Americanos (OEA). El en‐ cuentro fue coordinado aquí en el país  a través de la Secretaría de Relaciones  Exteriores. Marisol Tobal.

48

Ministerio Público

En  la  reunión  se  acordó  que  los  Es‐

tados  tomen  las  medidas  necesarias  para  facilitar  la  cooperación  interna‐ cional  en  materia  de  familia  y  niñez  en  las  Américas,  incluyendo  su  par‐ ticipación  plena  y  activa  en  la  Red  de  Cooperación Jurídica Internacional en  Materia de Familia y Niñez. Igualmente, que los países que aún no  (-' 2&:&$' 2#!2-' !-$+*3#,#$' (&' 4*,5&' :'


que  no  estén  debidamente  autoriza‐ das por el Ministerio de Hacienda. La  resolución  emitida  el  pasado  24  3#'&0,*('#+%&0(#!#'(&'!-$4*+!&!*?$'3#' los  equipos  que  estén  operando  de  manera ilegal o en aquellos lugares  y/o  establecimientos  en  los  que  se  encuentren menores de edad. La  magistrada  Tobal  advirtió  a  aquellas  personas  interesadas  en  ese negocio, abstenerse de invertir  en esos equipos ya que la Procura‐ duría General de la República con‐ tinuará con los operativos. “Nuestro compromiso es con la socie‐ dad  y,  en  ese  sentido,  trabajamos  por  la  integridad  de  la  familia  dominica‐ na;  que  los  niños,  niñas  y  adolescen‐ tes  crezcan  en  un  ambiente  decente  y  tranquilo  porque  serán  nuestros  representantes  en  el  futuro”,  aseguró  Tobal.

tener siempre su disposición de alma‐ cenar, vigilar y destruir los equipos. En  el  operativo  participaron  además,  el encargado del Departamento de Fis‐

calización del Ministerio de Hacienda,  Orlando  Franjul,  y  el  director  de  los  Astilleros  Navales  Dominicanos  de  la  Marina de Guerra, contralmirante Luis  Manolo Félix Roa.

De igual forma, agradeció la colabora‐ ción de la Marina de Guerra por man‐

,&%*4*!&!*?$' -' &32#+*?$6' +#=/$' +#&' #(' caso, de los tratados aplicables en ma‐ teria  de  familia  y  niñez,  en  particular  las convenciones interamericanas, con  #('4*$'3#'&=*(*9&,'7,-!#3*5*#$%-+'3#'!-‐ operación. Marisol Tobal habla durante trituración de tragamonedas. En la reunión se acordó que los Estados tomen las medidas necesarias para facilitar la cooperación internacional en materia de familia y niñez en las Américas, incluyendo su participación plena y activa en la Red de Cooperación Jurídica Internacional en Materia de Familia y Niñez.

Además, que la participación en la red  sea lo más amplia posible, incluyendo  a todos los Estados miembros de la or‐ ganización y a España, y que se consi‐ dere la posibilidad de posteriormente  ampliar  el  uso  de  la  red  a  otras  áreas  del Derecho Civil y Comercial. W+*5*+5-6' 1"#' +#' ,#&4*,5#' (&' "%*(*3&3' de  las  herramientas  de  la  red,  inclu‐

yendo  comunicación  electrónica  que  sirva como enlace de información en‐ tre los Estados miembros. Y que los Estados consideren, una vez  concluido el proceso piloto, la institu‐ cionalización  de  la  Red  mediante  las  Reuniones  de  Ministros  de  Justicia  u  otros Ministros, Procuradores o Fisca‐ les Generales de las Américas (REMJA). Ministerio Público

49


II CAMINATA CONTRA 

VIOLENCIA A LA MUJER

CONCENTRA CIENTOS DE PERSONAS Como  una  manifestación  contunden‐ te  de  que  el  Ministerio  Público  man‐ %#$3,C' +"' 4*,5#9&' #$' (&' 7,-!",&' 3#' sanciones en los casos de violencia de  género,  la  Procuraduría  General  de  la  República realizó con gran éxito su se‐ ="$3&'!&5*$&%&'!-$%,&'#('5&(%,&%-'4K+*‐ co, verbal y psicólogico a las mujeres. “Tolerancia  Cero  hacia  la  Violencia  contra  las  Mujeres”  fue  el  lema  de  la  actividad  que  partió  desde  el  kilóme‐ tro 0 del Mirador Sur, y estuvo encabe‐ zada por el máximo representante del  Ministerio Público, Radhamés Jiménez  Peña,  y  la  secretaria  de  la  Mujer,  Ale‐ jandrina Germán. También, por el secretario de Trabajo,  Max  Puig;  el  comisionado  de  Apoyo  a  la  Reforma  y  Modernización  de  la  T"+%*!*&6' <*$-' dC+1"#9q' (-+' 4*+!&(#+' 3#(' Distrito  Nacional  y  la  provincia  Santo  Domingo,  Alejandro  Moscoso  Segarra  y Perfecto Acosta. Asimismo, la senadora de la provincia  Santo  Domingo,  Cristina  Lizardo;  la  diputada Minou Távarez Mirabal; el di‐ rector  de  la  Autoridad  Metropolitana  de Transporte, general Rafael Bencos‐ me  Candelier,  y  la  procuradora  gene‐ ral  adjunta  para  Asuntos  de  la  Mujer,  Roxanna Reyes, esta última responsa‐ ble de la organización del evento junto  al Ministerio de la Mujer. La  caminata  se  desarrolló  de  manera  simultánea  en  todos  los  municipios  para enviar un mensaje conjunto de la  sociedad de que ya en el país no se per‐ mitirán más abusos contra la mujer.

50

Ministerio Público

En  la  actividad  participaron  además,  funcionarios  y  empleados  de  la  Pro‐ curaduría  General  de  la  República  y  la  Secretaría  de  la  Mujer,  así  como  representantes de la sociedad, clubes,  asociaciones y otras entidades vincu‐ ladas  con  el  tema  de  la  violencia  de  género. La  caminata  recorrió  la  avenida  Ji‐ ménez  Moya  y  concluyó  con  un  acto  de  cierre  frente  al  Palacio  de  Justicia  del Centro de los Héroes, con la actua‐ ción de los artistas, Eddy Herrera y El  Jeffrey. Como  presenta‐ dores  en  la  activi‐ dad estuvieron los  c o m u n i c a d o re s  Milagros  Germán,  Lidia  Ariza,  J.M.  Hidalgo  y  Sergio  Carlos.  De  igual  forma,  estuvie‐ ron  presentes  la  7,*5#,&' 4*$&(*+%&' de  Miss  Universo  2009,  Ada  Aimee  De  La  Cruz,  y  la  c o m u n i c a d o r a  Nikauly de la Mota  Roxanna Reyes.

El  evento  se  rea‐ lizó  en  ocasión  de  la  conmemoración,  el  pasado  25  de  noviembre,  del  “Día  Internacional  Contra la Violencia hacia las Mujeres”.  En el 2008, la Procuraduría General de  la  República  organizó,  en  ese  mismo  mes, una actividad similar.

PALABRAS DEL PROCURADOR El  magistrado  Jiménez  Peña  dijo  que  la meta del Ministerio Público para el  año 2010 es llegar a  instalar 22 Unidades  de  Atención  a  Vícti‐ mas  de  Violencia  en  adición  a las 14 que  tiene  a  nivel  nacio‐ nal. Dijo  que  el  Ministe‐ rio Público solicitará  30 años de reclusión  en  los  casos  contra  hombres  abusado‐ res  que  han  asesi‐ nado  a  sus  compa‐ ñeras.  Agregó  que  llegó el momento de  7-$#,' "$' 7&,-' 3#4*‐ nitivo a los maltratos  contra  las  mujeres.  “Las mujeres no son propiedad de na‐ die”, enfatizó. Roxanna Reyes.  Al citar los logros alcanzados en el año  7&+&3-'3*J-'1"#'=,&!*&+'&'(&'!-$4*&$9&'


y el trabajo que se realiza, las estadís‐ ticas  del  2009  en  comparación  con  igual período del 2008, presentan una  ,#3"!!*?$'3#'"$'[DS'3#'(-+'8#5*$*!*‐ dios por causa de la violencia domés‐ tica. Mientras se registran de manera 

considerable  denuncias  por  esos  ca‐ sos,  ocupando  el  primer  lugar  la  vio‐ (#$!*&'7+*!-(?=*!&6'+#="*3&'3#'(&'4K+*!&' y  luego  la  patrimonial,  lo  que  revela  que  las  mujeres  están  más  empode‐ radas procurando acudir al Ministerio 

Público en la fase inicial del ciclo de la  violencia. Igualmente,  citó  el  acuerdo  suscrito  con las universidades Iberoamericana  (UNIBE)  y  la  de  Salamanca,  España,  para  que  sus  estudiantes  de  Master  en Psicología realicen como prácticas,  investigaciones y estudios para la Pro‐ curaduría  de  Asuntos  de  la  Mujer  en  esta materia. Además,  el  fortalecimiento  de  las  di‐ ferentes Unidades de Atención a Vícti‐ mas que tiene la Procuraduría General  de  la  República  instaladas  a  nivel  na‐ cional,  con  la  readecuación  de  planta  4K+*!&' :' (&' ,#&(*9&!*?$' 3#' J-,$&3&+' 3#' capacitación al personal del Ministerio  Público que labora en esa área, con el  apoyo del Patronato de Casos de Ayu‐ da a Mujeres Maltratadas ( PACAM). 

Agradeció el apoyo de empresas, me‐ dios  de  comunicación,  asociaciones  y  personal  de  la  Procuraduría  para  la  organización  y  realización  de  la  acti‐ Funcionarios  de  la  Procuraduría  y  otras  instituciones  del  gobierno  participan  de  la  vidad. caminata. Ministerio Público

51


El Poder

de la República Dominicana).)"$))))

L

os  Poderes  Judiciales  de  los   países  latinoamericanos  se  han  enfrentado  en  las  últimas  dos  décadas  a  la  preocupante  situación  generada  por  los  altos  índices  de  liti‐ =*-+*3&36' 3#+&4K-' 1"#' 2&' =#$#,&3-' "$' congestionamiento  en  los  tribunales,  obligando  en  consecuencia  a  cambios  y mejoras en la prestación de servicios,  que han dado nacimiento a novedosos  procesos  de  reformas  y  moderniza‐ !*?$6'&'4*$'3#'3&,',#+7"#+%&+'&'(-+'$"#‐ vos retos y exigencias de una sociedad  más dinámica y compleja.

MAGISTRADA ARELIS RICOURT GÓMEZ I+/A)*&/3(1/,#/)1/)"$);>5$&$);(6(").);-5/&'($")1/)"$);-&#/)1/)!9/"$'(R,)1/") Departamento Judicial de La Vega y Coordinadora de los Centros de Mediación  del Poder Judicial. arelisricourt@hotmail.com

Como  parte  de  las  estrategias  para  poder resolver la saturación del siste‐ ma,  los  poderes  judiciales  latinoame‐ ricanos  han  adoptado  la  Resolución  W(%#,$&'3#'A-$4(*!%-+'fBWAE'!-5-'"$&' herramienta  idónea  para  acercar  la  justicia  a  toda  la  población,  promo‐ viendo  e  impulsando  diferentes  for‐ mas de ofrecer soluciones mas rápidas  y  satisfactorias  a  los  usuarios  del  sis‐ tema  judicial  para  la  solución  de  sus  !-$4(*!%-+;\ La  República  Dominicana  pese  a  ha‐ berse  insertado  en  el  proceso  de  re‐ forma de su sistema judicial como los  demás  pueblos  latinoamericanos,  a  la  fecha  no  cuenta  con  una  ley  de  reso‐ ("!*?$' &(%#,$&' 3#' !-$4(*!%-+' !-5-' :&' tienen  implementada  casi  todos  los  países del área.

52

Ministerio Público


Judicial

)))))1/30+1($"(A$'(R,)1/)"-3)'-,M('#-3

Ministerio PĂşblico

53


formas autoritarias de re‐ +-(@#,'(-+'!-$4(*!%-+;'

No  tenemos  una  ley  que  nos  ofrezca  el  soporte  legal  necesario  para  regu‐ lar  todo  lo  referente  a  la  conciliación,  mediación,  arbitraje  o  cualquier  otro  de los muchos métodos alternos de so‐ ("!*?$' 3#' !-$4(*!%-+q' +*$' #50&,=-6' 3#(' estudio de nuestra legislación vigente,  encontramos que los Mecanismos  Al‐ %#,$&%*@-+'3#'B#+-("!*?$'3#'A-$4(*!%-+' (MARC’s)  no  son  un  elemento  nuevo  en  nuestro  derecho  positivo,  ya  que  en algunas leyes están previstos como  cuestiones  prejudiciales,  es  decir,  de‐ ben  agotarse  antes  de  incoarse  la  de‐ manda judicial, en otras, están previs‐ tos  como  cuestiones  previas,  es  decir,  una fase del proceso judicial que debe  ser agotada antes del conocimiento del  fondo de la litis. Más aún, casi todas las  legislaciones aprobadas en los últimos  10  años  por  nuestro  Congreso  Nacio‐ nal consagran disposiciones, mecanis‐ mos u órganos colegiados para la solu‐ ción de controversias entre  entidades  gubernamentales o no  y los usuarios. Lamentablemente, tampoco contamos  en  la  RD  con  una  conciencia  nacional  de que también puede darse la justicia  sin  la  presencia  del  Derecho.  En  cam‐ bio, persiste la  percepción equivocada,  en  la  comunidad  jurídica  nacional,  de  que  la  justicia  que  proveen  las  partes  mismas a través de la RAC, es de menos  categoría que la que impone el opera‐ dor  jurídico,  percepción  alimentada  por  una  sociedad  enamorada  de  las 

54

Ministerio Público

(1)  Por  ello,  se  han  efec­ tuado  cambios  tendentes  a desjudicializar los asun­ tos  que  conoce  el  sistema  judicial. Esta “desjudiciali­ zacion” se ha entendido no  sólo  como  la  posibilidad  de  que  los  asuntos  sean  resueltos  por  personas  o  instancias  distintas  a  jue­ ces,  sino  también,  como  la posibilidad de entregar  a los jueces facultades en­ caminadas  a  promover  que  se  lleve  a  juicio  sólo  los  asuntos  que  realmen­ te  lo  requieran,  teniendo  cuidado  de  no  generar  incentivos  perversos  que  devengan en la denegación de justicia. Aunque  en  algunos  países  estos  me‐ canismos  no  son  nuevos,  la  reforma  ha  consistido  en  ampliar  la  cantidad  de asuntos que se tramitan a través de  ellos. En otros países, en cambio, la re‐ forma  ha  consistido  en  incorporarlos  a  través  de  leyes  generales  de  media‐ ción, conciliación y arbitraje. Estudio  comparativo  AVANCE  EN  AMERICA LATINA Y EL CARIBE DE LA  REFORMA  A  LA  JUSTICIA  CIVIL,  ela‐ borado  por  Carolina  Villadiego  con  la  coordinación y supervisión de Cristian  Hernández.  Los  profesionales  del  derecho,  que  se  #$!&,=&$' 3#(' 5&$#J-' 3#' (-+' !-$4(*!%-+' través de su saber legal, han converti‐ do  la  conciliación  en  un  trámite  jurí‐ dico  adicional  al  proceso.  En  materia  laboral por ejemplo, la mayor parte de  las  solicitudes  de  celebración  de  au‐ diencia de conciliación se hacen con la  4*$&(*3&3'3#'&=-%&,'#(',#1"*+*%-':'$-'3#' +-("!*-$&,' #(' !-$4(*!%-' #$' #+%&' *$+%&$‐ cia, haciendo perder tiempo, y, en mu‐ chos casos dinero, a los usuarios obli‐ gatorios del sistema de administración  de justicia.2  Es  importante  reconocer  que  si  bien  la actividad que realizamos los jueces  dictando  sentencias  es  quizás  lo  mas  trascendental  de  la  función  jurisdic‐

cional, no se puede ignorar que frente  &'&(="$-+'!-$4(*!%-+'3#'K$3-(#'+-!*&('#' individual,  la  heterocomposición  no  siempre resulta ser la vía más adecua‐ da.  La  visión  debe  ser  la  de  un  siste‐ ma  más  abierto,  que  en  primer  lugar  brinde a los ciudadanos la posibilidad  de acceder a la tutela judicial, y en se‐ gundo  lugar,  le  proporcione  acceder  con el menor costo posible a un proce‐ dimiento efectivo de tutela de sus de‐ rechos, que permita al usuario percibir  el  sistema  judicial  como  el  que  real‐ mente le ofrece soluciones viables, que  se  interesa  por  el  ser  humano  detrás  de  cada  expediente,  y  que  le  oferte  la  oportunidad de expresar sus intereses  :'3#',#+-(@#,'+"+'!-$4(*!%-+'3#'5&$#,&' 4(#P*0(#':'-7-,%"$&; Como  operadores  del  derecho  tene‐ mos  un  deber  que  es  facilitar  y  am‐ 7(*&,' #(' &!!#+-' &' J"+%*!*&>' "$' 3#,#!2-' humano básico. Acceso a justicia y no  al  sistema  judicial,  ya  que  justicia  no  es sólo lo que los jueces deciden, sino  también, y sobre todo, lo que la gente  puede decidir por si misma.3  Nuestra  arraigada  tradición  legalista  unida  a  una  cultura  que  promueve  el  litigio,  ha  motivado  que  cada  vez  que  +#' 7,#+#$%&' "$' !-$4(*!%-6' +#' ,#!",,&' &' los  tribunales  en  lugar  de  solucionar‐ lo mediante el diálogo, la negociación,  la  conciliación,  u  otro  método  similar.  Esta  actitud  ha  provocado  que  nues‐ tros tribunales estén saturados y mu‐ chas veces deban dedicar su tiempo a  resolver asuntos triviales que podrían 


solucionarse  mediante  formas  más  adecuadas que permiten el libre ejer‐ cicio de la voluntad de los ciudadanos. La última solución a la que debe llegar  un  ciudadano  es  a  la  judicial.  El  liti‐ gio  judicial  debe  constituir  el  último  recurso  cuando  todas  las  formas  de  consenso,  en  cuanto  a  resolución  de  divergencias,  se  agotaron  hasta  lo  ra‐ 9-$&0(#;'U#$=-'(&'4*,5#'!-$@*!!*?$'3#' que  en  la  República  Dominicana  con‐ tamos con todos los elementos necesa‐ rios  para  la  promoción  de  esta  nueva  cultura  del  diálogo,  tan  solo  nos  falta  promover  desde  el  Poder  Judicial  la  +-("!*?$' &(%#,$&%*@&' 3#' !-$4(*!%-+' 5#‐ diante  mecanismos  como  la  concilia‐ ción, la mediación, el arbitraje, etc. (2)  Como  en  nuestro  ordenamiento  laboral  la  conciliación  esta  inmersa  dentro  del  proceso  jurisdiccional,  por  lo general, los jueces ni los vocales  tie­ nen  una  idea  correcta  de  cómo  llevar  un  verdadero  proceso  de  conciliación,  en la práctica, se limitan a preguntarle  a las partes si tienen alguna propuesta  de arreglo, ante la negativa dan por ce­ rrada la etapa conciliatoria levantando  acta de no acuerdo. En la audiencia de  conciliación el juez continúa con su rol  de juzgador y como no conoce las técni­ cas que informan este proceso no tiene  por que asumir el rol de conciliador. Lo mismo acontece con la conciliación  penal. La audiencia de conciliación  se  ha  convertido  en  un  mero  trámite,  el  juez considera ser su protoganista por‐ que es el que ejerce el control del pro‐ ceso y es él quien tiene la “autoridad”,  coartándole a las partes el derecho de  ventilar  su  emociones,  sentimientos  y demás aspectos relacionados con el  !-$4(*!%-;' (3)  Álvarez,  Gladis  S,  hacia  un  cambio  de  paradigma  cultural  en  Resolución  Alternativa de Disputas. Arbitraje y Me­ diación  en  las  Américas.  CEJA  –  JSCA,  UANL. Estos  mecanismos  tienen  claras  ven‐ tajas  frente  al  proceso  jurisdiccional,  7-,'+"'0&J-'!-+%-6',&7*3#96'4(#P*0*(*3&36' !-$4*3#$!*&(*3&36' *57&,!*&(*3&36' 5&‐ yor nivel de satisfacción de las partes,  percepción de justicia, mejora las rela‐

ciones  entre  las  partes,  son  autocom‐ positivos  pues  son  las  partes  las  que  +-("!*-$&$' 7-,' +*' +-(&+' #(' !-$4(*!%-' :' tiene un carácter educativo y formador  de una nueva cultura de paz. ^('!-$4(*!%-'#+'"$&',#&(*3&3'!-$+"+%&$‐ cial  de  nuestra  vida  y  seguirá  estan‐ do con nosotros hasta la extinción de  nuestro  planeta.  Nuestra  sociedad  no  puede seguir dándose el lujo de consi‐ derar el litigio como norma. La socie‐ dad moderna genera demasiados con‐ 4(*!%-+' :' 7,-0(#5&+' 7&,&' 1"#' 7"#3&$' resolverse todos adversarialmente. Conciente  de  esta  realidad,  el  pleno  de nuestra  Suprema Corte de Justicia  mediante  resolución  núm.  886  de  fe‐ cha 20 del mes de abril del año 2006,  dio  nacimiento  al  primer  Centro  de  Mediación  Familiar,  experiencia    mo‐ delo que  en sus tres años de existencia  ha demostrado que cientos de parejas  #$8,#$%&3&+'#$'@&,*&3-+'!-$4(*!%-+'1"#' afectan sus familias han logrado cam‐ biar la imagen que una tenía de la otra  y  poner  sobre  la  mesa  la  posibilidad  de  salidas  no  violentas,  canalizando  el  diálogo  entre  ellas  para  promover  la  búsqueda  de  una  solución  distinta,  ayudadas  por  un  tercero  imparcial,  que no es juez, sino un mediador pro‐ fesional  del  área  social  debidamente  capacitado  y  entrenado  para  facilitar  (&' !-5"$*!&!*?$' &' 4*$' 3#' 2&!#,' !#+&,' #(' !-$4(*!%-6' 7,-5-@*#$3-' "$' &!"#,3-'

que surja del diálogo entre las partes,  acuerdo  decidido  y  diseñado  exclusi‐ vamente por ellas. Con la implementación de esta exitosa  experiencia  auspiciada  por  el  Poder  Judicial dominicano, no sólo se ha de‐ mostrado que la mediación es un insti‐ tuto que resulta más satisfactorio para  la resolución de desavenencias familia‐ res  que  el  proceso  jurisdiccional,  sino  que a través de ella hemos brindado a   nuestros usuarios un medio satisfacto‐ rio  para  ser  escuchado,  ventilar  todas  sus  emociones,  percepciones  y  angus‐ %*&+' 1"#' (-' &1"#J&$q' #$' 4*$6' "$' $"#@-' modelo de comunicación que los  edu‐ !&'7&,&'@#,'#('!-$4(*!%-'!-5-'"$'*$+%,"‐ mento de cambio positivo para la vida  en  sociedad  y  no  como  algo  negativo,  contribuyendo así con el fomento de la  autodeterminación y los valores demo‐ cráticos,  resaltando  la  dignidad  de  las  personas.  A  la  luz  de  estos  resultados,  necesita‐ mos  replicar  este  modelo  en  toda  la  =#-=,&4K&'$&!*-$&(6':'((#@&,'&'!&0-'"$&' verdadera cruzada para educar y orien‐ tar  a  los  usuarios  y  potenciales  usua‐ rios del sistema, acerca de las ventajas  que  estos  medios  alternativos  ofrecen  frente  al  proceso  judicial,  que  de  se‐ guro  producirá  un  cambio  de  cultura  y mentalidad a corto o mediano plazo,  !":-'0#$#4*!*-'+#,C'"$&'&35*$*+%,&!*?$' 3#'J"+%*!*&'5C+'2"5&$&6',C7*3&':'#4*!&9; Ministerio Público

55


OLIVO RODRÍGUEZ HUERTAS Abogado Constitucionalista y  Especialista en Seguridad Social             &-1&(%+/A-"(6-V%5$("7'-5

JUSTICIA ADMINISTRATIVA Y ESTADO DE DERECHO En la República Domini‐ cana es a partir del año  1947 que se establece un  órgano jurisdiccional de  alcance nacional e instan‐ cia única, denominado  Tribunal Superior Admi‐ ,(3#&$#(6-B)/,'$&%$1-) de conocer las contro‐ 6/&3($3)Q+/)3+&0$,)/,#&/) las personas y la  administración,  por los actos  administrati‐ 6-3)Q+/)/5(#$) y los contratos  $15(,(3#&$#(6-3) que suscriba. 

56

Ministerio Público

El control jurisdiccional de la actuación  de los poderes públicos, y en especial  de la Administración del Estado, es una  pieza fundamental, es un presupuesto  indispensable,  para  la  existencia  del  Estado  de  Derecho,  ya  que  de  nada 

valdría  la  sumisión  de  la  Administra‐ ción al ordenamiento jurídico, si no se  cuenta con instrumentos jurisdicciona‐ les que garanticen la efectividad de los  derechos de las personas cuando sean  transgredidos por la autoridad pública.


Existen varios modelos de control de la  &!%*@*3&3'&35*$*+%,&%*@&'3#('^+%&3->'#(' de separación jurisdiccional de origen  francés, que pone a cargo de tribunales  fuera del Poder Judicial el control de la  Administración; el que pone a cargo de  los tribunales ordinarios ese control; y  el  que  instituye  tribunales  especiales  ubicados institucionalmente dentro de  la  órbita  del  Poder  Judicial  el  control  contencioso  administrativo.  Este  últi‐ mo  sistema  es  el  que  prevalece  en  la  mayor  parte  de  los  países  que  siguen  la  tradición  continental  europea  de  derecho  administrativo,  entre  los  que  4*=",&6' #$' (&' &!%"&(*3&36' (&' B#7/0(*!&' Dominicana.

I. ORIGEN DE LA JUSTICIA  ADMINISTRATIVA  La  propuesta  de  Reforma  Constitu‐ cional  presentada  por  ante  el  Poder  Legislativo  por  el  Presidente  Leonel  Fernández,  ha  desempolvado  un  viejo  mito surgido en la Revolución France‐ sa,  el  de  la  justicia  administrativa  y  la  separación de poderes, a propósito de 

crear  una  jurisdicción  administrativa  paralela  y  sin  vínculo  alguno  con  el  más  alto  órgano  del  Poder  Judicial,  la  Suprema Corte de Justicia, para el juz‐ gamiento de los actos del “Poder”.  El origen de ese mito se sustentó, en el  temor que los revolucionarios france‐ ses tuvieron respecto del papel jugado  7-,'(-+'.&,(&5#$%-+'T"3*!*&(#+'&('4*$&(' del  ancien  regime,  no  por  el  ejercicio  de  la  función  jurisdiccional,  sino  por‐ que  estos,  como  ha  señalado  Jacques  Chevalier, además de su función natu‐ ral, participaban de la función legislati‐ va a través del registro de las ordenan‐ zas  reales,  se  atribuyeron  el  derecho  de hacer reglamentos en materias que  interesaban al orden público, y citaban  a  los  agentes  administrativos  del  Rey  para darles instrucciones. La manera en que los revolucionarios  reaccionaron frente a esa desnaturali‐ zación del Poder Judicial por parte de  los  Parlamentos  Judiciales  se  plasmó  en la famosa Ley del 16‐24 de agosto  de 1790, que dispuso que “las funcio‐ nes  judiciales  son  distintas  y  se  man‐

tendrán siempre separadas de las fun‐ ciones  administrativas;  los  jueces  no  podrán bajo pena de abuso de funcio‐ nes, obstaculizar en modo alguno la ac‐ tividad de los cuerpos administrativos,  ni convocar ante sí a los administrado‐ res por causa de sus funciones”, dando  surgimiento al principio de la separa‐ ción  de  las  autoridades  administra‐ tivas  y  jurisdiccionales,  que  como  ha  señalado  la  respetable  doctrina  fran‐ cesa de ninguna manera prohibía a los  tribunales  conocer  el  contencioso  de  la administración, sino solamente con‐ 4*&,'(&+'8"$!*-$#+'J"3*!*&(#+'&'?,=&$-+' ejecutivos o legislativos y las funciones  ejecutivas al legislador o a los órganos  judiciales. En una impresionante obra denomina‐ da  “La  autoridad  judicial  y  el  conten‐ cioso de la administración. Vicisitudes  de una ambición”, el administrativista  francés  Gregoire  Bigot  indica  que  la  desnaturalización del principio de se‐ paración  de  las  autoridades  adminis‐ trativas  y  jurisdiccionales,  y  la  exclu‐ +*?$' 4*$&(' 3#' (-+' %,*0"$&(#+' J"3*!*&(#+' en el contencioso de la administración,  es el producto de la ambición política y  el  autoritarismo  de  la  Administración  napoleónica  que,  bajo  el  pretexto  de  Y4*$*,' (&' Br@-("%*-$b' $#!#+*%&0&' &3-7‐ tar  un  conjunto  de  medidas,  como  la  de posibilitar las ventas de los bienes  nacionales,  impedir  la  revisión  de  las  medidas  sancionatorias  impuestas  a  (-+' #5*=,&3-+6' !-$4*,5&,' (&' $&!*-$&‐ lización  revolucionaria  de  las  deudas  adscritas a los bienes de fundaciones,  iglesias  y  municipios  que  fueron  con‐ 4*+!&3-+' &(' *$*!*-' 3#' (&' B#@-("!*?$6' emprender  la  realización  de  grandes  obras  públicas,  todo  sin  sufrir  “a  los  ojos  del  poder,  de  la  intervención  de  los  tribunales”  (Bigot),  dando  surgi‐ miento así a la justicia administrativa,  primero en forma de justicia retenida,  y  posteriormente  como  justicia  dele‐ gada  en  1872,  a  cargo  del  Consejo  de  Estado. De ahí que, el administrativista francés  Jean  Rivero,  con  precisión  de  maes‐ Ministerio Público

57


Desde  la  Constitución  de  1875  hasta  la  Constitución  de  1907,  los  litigios  contencioso administrativo eran de la  competencia  del  Poder  Legislativo,  y  cuando  éste  estuviera  en  receso,  esa  competencia  la  ejercía  la  Suprema  Corte  de  Justicia.  Las  Constituciones  de 1924, 192, 1929 y 1934, otorgaron  competencia  a  la  Suprema  Corte  de  Justicia  para  dirimir  los  litigios  inte‐ radministrativos.

%,-' 2&' #+!,*%-6' ,#4*,*V$3-+#' &(' 5-3#(-' de  separación  jurisdiccional  que  “la  jurisdicción  administrativa  no  es  una  necesidad; hay países que no la tienen. En  Francia  ella  nació  de  un  conjunto  de  circunstancias  históricas;  y  ha  so‐ brevivido  por  razones  prácticas”.  Y  el  decano George Vedel no se ha quedado  &%,C+>'Y^$'#('%#,,#$-'3#'(&'(?=*!&6'#('2#‐ cho de que en un proceso en que estu‐ viera implicado el poder ejecutivo (es  decir, la Administración desde el punto  de vista que nos interesa) fuese juzga‐ do  por  un  tribunal  judicial  no  consti‐ tuiría en modo alguno una intromisión  del  poder  judicial  en  el  ejercicio  del  poder ejecutivo. El juez está encargado  de declarar el Derecho y de asegurar la  aplicación  de  la  ley,  y  su  intervención  no tendría el carácter de una invasión,  siempre que se atuviese a los términos  de su misión”. En  la  mayor  parte  de  los  países  del  mundo,  y  en  América  Latina,  con  ex‐ cepción  de  Colombia  y  Uruguay,  la  justicia  administrativa  constituye  una  jurisdicción especializada ubicada ins‐ titucionalmente dentro del Poder Judi‐ cial y sujeto a la casación a cargo de la  Suprema Corte de Justicia.  La  introducción  de  este  viejo  anacro‐ nismo  en  una  Constitución  del  Siglo  eeX6'+?(-'+#'#P7(*!&'3#$%,-'3#'"$'!-$‐ texto que procura debilitar el Poder del 

58

Ministerio Público

Estado que ha tenido mayores avances  institucionales  en  la  última  década,  entre  los  que  se  encuentra  el  control  jurisdiccional  de  la  Administración,  a  través del contencioso administrativo,  de las acciones de amparo y del control  concentrado de constitucionalidad. 

II. CONTENCIOSO  ADMINISTRATIVO   Las  Constituciones  Dominicanas,  des‐ de 1844 hasta la fecha, han tratado el  tema del control de la actuación admi‐ nistrativa  del  Estado,  responsabilidad  que ha sido compartida entre el Poder  Judicial y el Poder Legislativo. Desde  la  Constitución  de  1844,  hasta  la  Reforma  Constitucional  de  1872,  correspondía  a  la  Suprema  Corte  de  Justicia conocer las controversias que  se suscitaran en ocasión de los contra‐ tos  suscritos  por  el  Poder  Ejecutivo  y  sus  agentes.  Asimismo,  en  ese  mismo  período,  los  litigios  interadministrati‐ vos, entre el Estado y las reparticiones  territoriales  como  las  Comunas,  eran  dirimidas por el Poder Legislativo. Las  Constituciones  de  febrero  de  1852  y  la de 1872, conferían además al Poder  Legislativo la potestad de resolver to‐ 3&+'(&+'3*4*!"(%&3#+'-'!"#+%*-$#+'3#'3#‐ recho  público  que  se  suscitaran  en  la  marcha de la Administración.

A  partir  de  la  Reforma  Constitucional  de 1942, y hasta la fecha, las Constitu‐ ciones que nos han regido han estable‐ cido que es facultad del Congreso crear  o suprimir tribunales para conocer de  los  asuntos  contencioso  administra‐ %*@-6'(-'1"#'$-'+*=$*4*!&'1"#'(&'A-$+%*‐ tución dominicana consagre el modelo  francés  de  separación  jurisdiccional,  como  algunos  han  sostenido,  sino  que  por  el  contrario  esa  previsión  se  corresponde  con  la  necesidad  de  que  sean tribunales especiales, y no los tri‐ bunales  ordinarios,  los  que  conozcan  las  controversias  contencioso‐admi‐ nistrativa,  pero  ubicados  éstos,  en  el  único  Poder  del  Estado  con  facultad  jurisdiccional, que es el Poder Judicial.

III. TRIBUNAL SUPERIOR  ADMINISTRATIVO    En la República Dominicana, es a partir  del año 1947 que se establece un órga‐ no jurisdiccional de alcance nacional e  instancia única, denominado Tribunal  Superior Administrativo, encargado de  conocer  las  controversias  que  surjan  entre las personas y la administración,  por los actos administrativos que emi‐ ta y los contratos administrativos que  suscriba.  El  modelo  de  justicia  administrativa  contenido en la Ley 1494, de 1947, es  el de justicia retenida, ya que los jueces  del  Tribunal  Superior  Administrativo  serían designados por el Poder Ejecu‐ tivo,  y  sus  decisiones  no  se  encontra‐ ban sujetas al control de casación por  parte de la Suprema Corte de Justicia.  En otras palabras, el Tribunal Superior  Administrativo  no  era  un  tribunal  del 


orden judicial[1], por lo que es a par‐ tir del pasado año 2007[2], con la pro‐ mulgación de la Ley 13‐07, cuando la  universalidad de las actuaciones de la  administración  pública  son  controla‐ das  por  un  órgano  jurisdiccional  ubi‐ cado  institucionalmente  en  el  ámbito  del Poder Judicial, como lo es el Tribu‐ nal Contencioso Tributario y Adminis‐ trativo. La  Ley  1494,  de  1947,  siguiendo  el  modelo  de  la  Ley  Española  de  Santa‐ maría  de  Paredes  de  1888,  establece  los  requisitos  para  que  las  personas  puedan  interponer  los  recursos  con‐ tenciosos  administrativos  por  ante  el  Tribunal Superior Administrativo, con  excepción  de  la  impugnación  de  los  actos  discrecionales,  por  desviación  de poder, que el régimen dominicano,  a  diferencia  del  español,  consagró  de  forma expresa.  La  Ley  13‐07,  denominada  “Ley  de  Transición  hacia  el  Control  Jurisdic‐ cional de la Administración”, ha consti‐ tuido una reforma trascendental para  la efectiva protección de los derechos  de  las  personas  y  el  fortalecimiento  del  Estado  de  Derecho  en  la  Repúbli‐ ca Dominicana, ya que pone a cargo de  órganos  jurisdiccionales  ubicados  en  el Poder Judicial el control contencioso  administrativo[3], y de los recursos de  amparo frente a los actos de las autori‐ dades públicas que vulneren derechos  fundamentales[4]; elimina el requisito  de  la  obligatoriedad  de  agotar  la  vía  administrativa  para  acceder  a  la  jus‐ ticia  administrativa,  convirtiendo  los  recursos  administrativos  en  potesta‐ tivos  para  el  ciudadano  afectado[5];  y  ampliando  el  radio  de  competencia  de  la  jurisdicción  contenciosa  admi‐ nistrativa,  para  extenderla  a  las  ac‐ ciones  en  materia  de  responsabilidad  patrimonial  de  las  entidades  públicas  y  sus  funcionarios,  los  casos  de  vías  de hecho administrativa, de expropia‐ ción  forzosa,  así  como  del  control  de  los  actos  de  las  personas  públicas  no  #+%&%&(#+6'3#'5&$#,&'#+7#!K4*!&6'3#'(&+' Corporaciones  Profesionales  cuando  actúen  investidas  de  prerrogativas  de 

poder público[6]. Es importante resaltar que esta recien‐ te  reforma  legislativa,  procura,  ade‐ más,  la  efectividad  de  las  decisiones  de  la  justicia  contenciosa  administra‐ tiva[7],  haciendo  efectivo  el  derecho  fundamental a la tutela cautelar, esta‐ bleciendo un adecuado sistema de me‐ didas  cautelares[8]  a  cargo  del  Presi‐ dente del Tribunal, las que pueden ser  solicitadas  aún  antes  de  la  interposi‐ ción del recurso contencioso adminis‐ trativo[9]; las solicitudes de adopción  de medidas cautelares que sean inter‐ puestas frente a los actos administra‐ tivos de naturaleza sancionadora pro‐ ducen  un  efecto  suspensivo  sobre  el  acto sancionador; y, en adición, la de‐ manda en suspensión de ejecución de  sentencia interpuesta ante la Suprema  Corte de Justicia, contra las decisiones  adoptadas por el Tribunal Contencioso  Tributario y Administrativo o del Pre‐ sidente  o  de  una  de  sus  salas  en  ma‐ teria de medidas cautelares, no tienen  efecto suspensivo[10]. Un  aporte  importante  realizado  por  la jurisprudencia, mucho antes de ser  dictada  la  Ley  13‐07,  lo  constituyó  la  declaratoria  de  inconstitucionalidad 

del solve et repete, como requisito de  admisibilidad del recurso contencioso  administrativo. El primero en pronun‐ ciarse  al  respecto,  por  vía  de  excep‐ ción,  lo  fue  el  Tribunal  Contencioso  Tributario[11]. Posteriormente, la Su‐ prema  Corte  de  Justicia,  en  funciones  de  control  concentrado  de  constitu‐ cionalidad  expulsó  del  ordenamiento  jurídico  los  artículos  del  Código  Tri‐ butario que contenían la exigencia del  previo pago[12].  En adición al control jurisdiccional de  la administración, a través del conten‐ cioso administrativo y de los recursos  de  amparo,  a  cargo  del  Tribunal  Con‐ tencioso  Tributario  y  Administrativo,  los actos normativos del Poder Ejecu‐ tivo y de las demás autoridades públi‐ cas,  se  encuentran  sujetos  al  control  concentrado  de  constitucionalidad  a  cargo de la Suprema Corte de Justicia,  en  virtud  de  la  interpretación  que  la  justicia  constitucional[13]  ha  realiza‐ do del Artículo 67, numeral 1, parte in  4*$#'3#'(&'A-$+%*%"!*?$'3#'(&'B#7/0(*!&; [1]  Estas  funciones  jurisdiccionales  les  fueron  traspasadas  en  el  año  1954,  a  la Cámara de Cuentas de la República,  que es el órgano constitucional de con­

Ministerio Público

59


cautelares en el curso de la instrucción  de  procedimientos  contencioso  admi­ ('/!")!'5#0% )% 3+/)"% -+% 61+% (#% +,'/!7)% 1(%!+,!#%61+%-+%8#"4)%+,3"+/)%$)/%3"+­ viera. En una sentencia del 10 de sep­ tiembre del año 2002, señaló que “es de  principio  que  para  que  la  suspensión  provisional de la ejecución de un acto  administrativo  tenga  lugar  es  nece­ sario  la  reunión  de  los  siguientes  ele­ mentos: 1) que el acto impugnado sea  ejecutorio  por  su  propia  naturaleza;  2) que su ejecución sea susceptible de  causar  al  solicitante  de  la  suspensión  perjuicios graves; 3) que los motivos en  que se apoya la solicitud de suspensión  tengan carácter de seriedad”. 

!"#$%&'()(*'+"#%+,!+"(#%-+$%./!)-#0%*12#/% miembros propone al órgano que desig­ na, que es el Senado de la República. [2]  Es  importante  aclarar  varias  co­ sas.  Desde  el  año  1954,  las  decisiones  de la Cámara de Cuentas, en funciones  de  Tribunal  Superior  Administrativo,  eran  susceptibles  de  Recurso  de  Casa­ ción ante la Suprema Corte de Justicia.  Asimismo,  el  Código  Tributario  con­ tenido  en  la  Ley  11­92,  creó  el  Tribu­ nal  Contencioso  Tributario,  que  forma  parte  del  Poder  Judicial,  encargado  de  conocer las controversias entre los con­ tribuyentes y los órganos de la adminis­ tración tributaria. Asimismo, mediante  una  sentencia  de  la  Suprema  Corte  de  Justicia del año 1999, se otorgó compe­ tencia a los juzgados de primera instan­ cia, para conocer de los recursos de am­ paro frente a actos de la administración  que  vulneren  derechos  fundamentales  de  las  personas,  constituyendo  este  re­ curso un mecanismo a través del cual se  obtenían las medidas cautelares frente  a la administración.  [3] Estos órganos jurisdiccionales son el  Tribunal  Contencioso  Tributario  y  Ad­ ministrativo,  y  los  Juzgado  de  Primera  Instancia, que conocen del contencioso 

60

Ministerio Público

administrativo municipal.  [4] Artículo 1.­ Traspaso de Competen­ cias.  Se  dispone  que  en  lo  sucesivo  las  competencias  del  Tribunal  Superior  Administrativo  atribuidas  en  la  Ley  No. 1494, de 1947, y en otras leyes, así  como  las  del  Tribunal  Contencioso  Ad­ ministrativo  de  lo  Monetario  y  Finan­ ciero,  sean  ejercidas  por  el  Tribunal  Contencioso Tributario instituido en la  Ley 11­92, de 1992, el que a partir de la  entrada  en  vigencia  de  la  presente  ley  se  denominará  Tribunal  Contencioso  Tributario y Administrativo.  [5] Artículo 4.­ Agotamiento facultativo  vía  Administrativa.  El  agotamiento  de  la  vía  administrativa  será  facultativo  para  la  interposición  de  los  recursos,  contencioso  administrativo  y  conten­ cioso tributario, contra los actos admi­ nistrativos  dictados  por  los  órganos  y  entidades de la administración pública,  +,*+3!#%+(%4)!+"')%-+%/+"5'*'#%*'5'$%2%*)­ rrera administrativa. [6] Párrafo del Artículo 1 de la Ley 13­ 07. [7]  Hay  que  reconocer  que  la  Cámara  de Cuentas en funciones de Tribunal Su­ perior  Administrativo  otorgó  medidas 

[8] Artículo 7.­ Medidas Cautelares. El  recurrente podrá solicitar, en cualquier  momento del proceso, por ante el Pre­ sidente  del  Tribunal  Contencioso  Tri­ butario  y  Administrativo,  la  adopción  de  cuantas  medidas  cautelares  sean  necesarias para asegurar la efectividad  de una eventual sentencia que acoja el  recurso  contencioso  administrativo  o  contencioso tributario. Esta petición se  someterá mediante instancia separada  del recurso principal. Una vez recibida,  el  Presidente  del  Tribunal,  o  el  de  una  de sus Salas que designe mediante auto,  convocará a las partes a una audiencia  pública que celebrará dentro de los cin­ *#%9:;%-7)/%/'<1'+(!+/0%)%$#/%&'(+/%-+%+/­ cuchar  sus  argumentos  y  conclusiones,  debiendo fallar el asunto en un plazo no  mayor de cinco (5) días.  Párrafo  I.  Requisitos  para  la  adopción  de  Medidas  Cautelares.  El  Presidente  del  Tribunal  Contencioso  Tributario  y  Administrativo, o el de una de sus Salas,  adoptará  la  medida  cautelar  idónea  siempre  que:  (a)  Pudieran  producirse  /'!1)*'#(+/% 61+% '43'-'+"+(% #% -'&'*1$!)­ ren la efectividad de la tutela que pudie­ ra otorgarse en la sentencia; (b) De las  alegaciones  y  documentos  aportados  por el solicitante, sin prejuzgar el fondo  del asunto, parezca fundada la preten­ sión; y (c) No perturbare gravemente el  interés  público  o  de  terceros  que  sean  parte  en  el  proceso.  Si  de  la  medida 


cautelar  pudieran  derivarse  perjuicios  3#-"=% +,'<'"/+% $)% *#(/!'!1*'>(% -+% 1()% garantía  o  acordarse  las  medidas  que  sean adecuadas para evitar o paliar di­ chos perjuicios. En este caso la medida  cautelar adoptada no se llevará a efecto  hasta  que  se  acredite  el  cumplimiento  de la garantía. [9]  Párrafo  IV,  del  Artículo  7.  Medidas  cautelares  anticipadas.  Las  medidas  cautelares  podrán  ser  solicitadas  al  Presidente  del  Tribunal  Contencioso  Tributario  y  Administrativo,  antes  de  iniciarse  el  proceso  contencioso  admi­ nistrativo.  En  caso  de  que  la  medida  cautelar sea concedida, el recurso con­ tencioso  administrativo  o  contencio­ so  tributario  deberá  presentarse  en  el  plazo previsto en esta ley; de lo contra­ rio,  se  ordenará  su  levantamiento  y  se  condenará a la parte solicitante al pago  de las costas. En caso de que el adminis­ trado  haya  interpuesto  recurso  en  vía  administrativa el plazo para interponer  el  recurso  contencioso  administrativo 

#% *#(!+(*'#/#% !"'?1!)"'#0% )% $#/% &'(+/% -+% este  párrafo,  se  computa  a  partir  del  momento en que se haya agotado la vía  administrativa. [10]  En  la  práctica  judicial  dominica­ na  esta  previsión  de  la  Ley  13­07,  ha  sido  de  capital  importancia,  ya  que  el  Tribunal  Contencioso  Tributario  y  Ad­ ministrativo  juzga  en  instancia  única,  y  un  mecanismo  al  que  con  frecuencia  acudía la autoridad para hacer inefec­ tiva la tutela judicial conferida al bene­ &'*')"'#% -+% $)% -+*'/'>(0% +")% "+*1""'"% -+% manera inmediata, en casación, la sen­ tencia  y  demandar,  al  mismo  tiempo,  la suspensión de la ejecución, con cuya  (#!'&'*)*'>(%)1!#4=!'*)4+(!+%61+-)?)% suspendida en virtud del artículo 12 de  la Ley de Procedimiento de Casación do­ minicana. [11] Sentencia del 9 de enero de 1988. [12] Sentencia del 10 de mayo de 2006.

[13] “Considerando, que si bien es cierto  que el artículo 67, inciso 1, de la Cons­ titución de la República menciona sólo  a  las  leyes  como  el  objeto  de  la  acción  en inconstitucionalidad por vía directa  ante  la  Suprema  Corte  de  Justicia,  lo  que ha servido de base para la posición  hasta  ahora  mantenida,  restringida  a  los  actos  propiamente  legislativos  del  Congreso  Nacional,  no  es  menos  va­ ledero  que  cuando  el  artículo  46  de  la  misma  Constitución  proclama  que  son  nulos  de  pleno  derecho  toda  ley,  de­ creto,  resolución  o  acto  contrarios  a  esta Constitución, está dando apertura  indudablemente  al  sistema  de  control  difuso  de  la  constitucionalidad,  o  sea,  +$% 61+% #3+")% 4+-')(!+% $)% +,*+3*'>(% -+% inconstitucionalidad en el curso de una  controversia judicial entre partes, como  medio  de  defensa;  que  al  consagrar  la  Asamblea  Revisora  de  la  Carta  Magna  en 1994, el sistema del control concen­ trado de la constitucionalidad, al abrir  la posibilidad de que el Poder Ejecutivo,  los Presidentes de las Cámaras del Con­ greso Nacional o una parte interesada,  pudieran  apoderar  directamente  a  la  Suprema Corte de Justicia, para conocer  de la constitucionalidad de las leyes, es  evidente que no está aludiendo a la ley  en sentido estricto, esto es, a las disposi­ ciones  de  carácter  general  y  abstracto  aprobadas  por  el  Congreso  Nacional  y  promulgadas  por  el  Poder  Ejecutivo,  sino  a  la  norma  social  obligatoria  que  emane de cualquier órgano de poder re­ conocido por la Constitución y las leyes  pues, aparte de que el artículo 46 de la  @#(/!'!1*'>(% (#% A)*+% +,*+3*'>(% ('% -'/­ tinción al citar los actos de los poderes  públicos  que  pueden  ser  objeto  de  una  acción  en  nulidad  o  inconstitucionali­ dad, la Suprema Corte de Justicia, como  guardiana de la Constitución de la Re­ pública  y  del  respeto  de  los  derechos  individuales  y  sociales  consagrados  en  ella,  está  en  el  deber  de  garantizar,  a  toda persona, a través de la acción di­ recta, su derecho a erigirse en centinela  de la conformidad de las leyes, decretos,  resoluciones y actos en virtud del prin­ cipio  de  la  supremacía  de  la  Constitu­ ción”. Sentencia de la Suprema Corte de  Justicia del 6 de agosto de 1988. Aspectos tratados por Olivo A. Rodríguez Huer‐ tas en el Foro FINJUS‐HOY. 5 noviembre 08

Ministerio Público

61


DEL ENCARCELAMIENTO AL SISTEMA DE CORRECCIÓN Exposición de República Dominicana ante XI CONFERENCIA DE LA ASOCIACIÓN INTERNACIONAL DE  PRISIONES Y CORRECCIONES,  ICPA. BARBADOS HENRY GARRIDO Inspector General de Prisiones ROBERTO SANTANA Director del Modelo Gestión Penitenciaria y de la Escuela Nacional Penitenciaria MANUEL DE  JESÚS PÉREZ SÁNCHEZ Director General de Prisiones

Henry Garrido 

Manuel de Jesús Pérez Sánchez.

Roberto Santana

La autoridad máxima del sistema peni‐ tenciario dominicano es el procurador  general  de  la  República,  doctor  Rad‐ hames  Jiménez  Peña.  El  inspector  ge‐ neral  de  prisiones,  es  independiente,  y  solo  se  reporta  al  Procurador  gene‐ ral.  El  director del Modelo de Gestión  Penitenciaria,  MGP,  llamado  el  Nuevo  Modelo o sistema correccional, y el di‐ rector general de prisiones, dependen 

directamente del despacho del procu‐ rador general.

GENERALIDADES 

62

Ministerio Público

OBJETIVO  GENERAL:  Completar  el  proceso de transformar las viejas pri‐ siones militares y policiales en Centros  de Corrección y Rehabilitación, mane‐ jada por personal civil, en los próximos  cuatro años.

B>#;9$>#:%;>: población penitenciaria  de 19,100 internos. Nuevos  CCR’s:  13  (3  de  ellos  femeni‐ nos con área infantil).  Preventivos:'RDS;'G#$%#$!*&3-+>'[FS;''


Delegación dominicana ante la  XI Conferencia de la ICPA en Barbados, encabezada por el procurador Radhamés Jiménez, Manuel  de Jesús Pérez Sánchez, Roberto Santana; Abraham Selman y Fray Arístides Jiménez Richardson, del Patronato Nacional Peniten‐ ciario; Henry Garrido; Jenny Tiburcio, presidenta del Colegio Dominicano de Psicólogos; Lino Vásquez, comisionado de Justicia;  !1-"C-)L/&&$#$B)1(&/'#-&);;F)O(3#$)$")O$""/W)X35$/")*$,($%+$B)3+<)1(&/'#-&)1/")2S*B)/,#&/)-#&-3B)0+,#-)$)I$6(/&)Y+3#$5$,#/B)6('/9&/‐ sidente para América Latina de la ICPA

s$3*!#' 3#' B#*$!*3#$!*&' #$' AABt+>' [u\ZS;' fB#&,,#+%&3-+' :' ,##$!&,!#(&‐ dos. criterios)   Número  de  establecimientos  del  sistema:  42  (masculino  32,  femeni‐ nos, 9 menores, juveniles 7). Internos extranjeros:'R;Q'S A;@;%:9;9)(C:%:;') del sistema: 10,159 Nivel de ocupación:'\``S Femeninas: [;Z'S Juveniles/menores:'D;[S'

ner más de  25 años, ningún historial  militar o policial, y ellos son examina‐ dos  en  diferentes  pruebas  psicológi‐ cas. Los nuevos Centros son llamados  Centros de Corrección y Rehabilitación  (CCR’S).

II.NUEVOS CCR’s Hemos  convertido  doce  cárceles    tra‐

3*!*-$&(#+' #$' AABjG;' G"+' $-50,#+' :' fechas  de  apertura  aparecen  a  conti‐ $"&!*?$> 1.  2.  3.  4.  5. 

San Felipe de Puerto Plata   (4 /4/ 04) Najayo Mujeres (21‐3‐05),  Elías Piña (8‐ Feb.‐ 06), Haras Nacionales (11‐Dic ‐05), Dajabón (19‐12‐05), 

I. NUEVO MODELO Hace cinco años, comenzamos el pro‐ ceso  de  transformar  el  sistema  de  encarcelamiento  al  correccional.  Por  decreto del presidente, Leonel Fernán‐ dez,    las  viejas  instalaciones  militares  y  de  policía  con    internos  en  prisión  (el  encarcelamiento)  comenzaron  a  +#,' %,&$+8-,5&3-+' 4K+*!&5#$%#6' :' #(' nuevo  personal  civil,  fue  traído  para  proteger  a  los  internos  y  para  traba‐ jar sobre programas de rehabilitación.   Este  personal    es  graduado  en  la  Es‐ cuela  Nacional  Penitenciaria,  después  de  un  año  de  cursos  intensivos  sobre  diferentes  materias.  Ellos    tienen  que  estar graduados de bachillerato, no te‐

81)Z-A,($[B)1(&/'#-&)/0/'+#(6-)1/)"$)P;*!B).)\/,&.)S$&&(1-7

Ministerio Público

63


6.  Rafey Mujeres (6‐ Feb‐06),  7.  Rafey Hombres (31‐7‐06) 8.  Mao (6‐ 6 ‐06) 9.  Monte Plata    (8‐Agosto‐ 06) 10.  Vista  al Valle, SFM (17‐6‐ 08). 11.  San Pedro Macorís (25‐06‐09) 12.  Moca,  La  Isleta  (a  inaugurarse  Nov. 5, 2009) 13.  Bani  Femenino  (a  inaugurarse   feb., 2010) Nuestro plan estratégico establece que  las  prisiones  tradicionales  restantes,  (23  establecimientos),  serán    trans‐ formadas  en    CCR’S  en  los  próximos  cuatro  años.  El  experto  británico  en   prisiones,  Nicholas  Brooke,  ha  esta‐ do  aconsejando  desde  el  principio  de  todo el proceso de transformación.

II. JUSTICIA RESTAURATIVA Tenemos un sistema de ayuda judicial  apoyada  por  la  vía  del  Estado  para  ayudar a los  internos, a los cuales se  les llama Defensores Públicos, creados  por  la  ley  277‐04.    Tenemos  más  de  200 defensores públicos.  Se espera que se ampliará este núme‐ ,-;' <&' -4*!*$&' 3#(' 7,-!",&3-,' =#$#,&(' 2&'!,#&3-'(&'L4*!*$&'3#'W%#$!*?$'&'(&+'' Víctimas para ayudar a víctimas, don‐ de un equipo multidisciplinario  profe‐ sional es responsable a esto.

III. CONDICIONES DE CCR’s Ningún  hacinamiento,  pero  regíme‐ nes útiles, respeto para los individuos  y  sus  derechos  humanos.  Las  normas 

de decencia, ningún prisionero analfa‐ beto, la tasa de reincidencia  de (3–10  S6' &7(*!&$3-' !,*%#,*-+' 3#' ,#&,,#+%-' :' de  reencarcelacion),  habilidades  de  trabajo,  el  contacto  con  familia.  Pro‐ gramas  de  educación  conectados  con  -4*!*$&+' 3#(' ^+%&3-' :' "$*@#,+*3&3#+;' Ampliamos los sistemas de liberación  limitada, tenemos libertad condicional  a  cargo  del  juez  ejecutor  de  la  pena,   vamos  a  presentar  proyecto  de  ley  para   la libertad bajo parole.

IV. OBJETIVO  ENCARCELAMIENTO  Nelson  Mandela  dijo  “Que  para  real‐

mente  conocer  un  país  uno  tiene  que  conocer sus prisiones”. El  objetivo  es  de  ofrecer  al  individuo  las  oportunidades  de  cambiar,  adqui‐ rir habilidades, cambiar su comporta‐ miento y acciones.    “En  la  mayoría  de  las    sociedades,  las  personas    son  enviados  a  la  prisión  como  un  castigo  no  para  el  castigo  “  (Nicholas Brooke, R.D,  98).

V. NORMAS  INTERNACIONALES, Somos  signatarios  de  tratados  de  las  Naciones Unidas para proteger los De‐ rechos Humanos de aquellos encarce‐ lados,  asegurar  que  ellos  no  son  abu‐ sados,  y  que  la  tortura  está  proscrita,  como  las  Normas  Mínimas  de  las  Na‐ ciones Unidas  para  el  Tratamiento  de  los  privados de Libertad, y las normas  son sujetadas al escrutinio público de  defensores  públicos, periodistas, abo‐ gados, asociación de psicólogos, jueces  de ejecución de la pena, visitantes in‐ ternacionales, iglesias,  etc. El Gran Patronato, creado  por el Pro‐ curador General, en 2007, es integrado  por  el  Cardenal  de  la  Iglesia  Católica,  empresarios,  periodistas,  medios  de 

64

Ministerio Público


comunicación  nos  acompañan  en  es‐ tos procesos. 

dimientos  de  inspección  protegen  los  derechos de prisioneros y sus familias,  ellos aseguran que los procedimientos  apropiados existen y que ellos son ob‐ servados por el personal y las autori‐ dades apropiadas. La inspección tam‐ bién salvaguarda el personal, tratando  con  las  alegaciones  de  maltrato  o  el  comportamiento impropio.

VI. INSPECTOR DE PRISIONES  ^+%&'-4*!*$&'8"#'!,#&3&''7-,'"$'3#!,#%-' del Presidente, Leonel Fernández,  en  Noviembre  2006,  por  la  recomenda‐ ción  del  Procurador  General,  doctor  Radhamés  Jiménez  Peña.  Los    proce‐

Las inspecciones son realizadas por  un cuerpo de cuatro profesionales  (abogado, psicólogo, educador,  administrador). El inspectorado  es independiente del sistema de  la prisión y de las autoridades que  controlan las prisiones. Los inspec‐ tores se reportan al Procurador  General de la Republica. Tienen el  acceso libre y sin trabas a la institu‐ ción, permiso para hablar y escu‐ char a los prisioneros y personal  '-,41/,'($"5/,#/B)1/</,)G$'/&) un informe sobre todo lo qué  -<3/&6$,).)/,'+/,#&$,B)&/9-&#$,) las buenas y las malas, los informes  3-,)/,6($1-3)9-&)'-&&/-)/"/'#&R,(‐ co a  todo el sistema penitenciario,  .))+3#/1)9+/1/)6/&)'-,)5$3)1/#$""/) "$3)$'#(6(1$1/3)1/3$&&-""$1$3B)Q+/) son publicadas en la  Web de la  Procuraduría General (www.pro‐ '+&$1+&($7%-671-B)"(,[)P,39/'#-&D$) General de Prisiones, de reciente  creación. El  procurador  general    vía  la  inspec‐ toría  de  prisiones,  ha  integrado  al  sistema  penitenciario  al  Colegio  de  Psicólogos  y  a  los  defensores  públi‐ cos.    Ellos  están  autorizados  a  visitar  los  centros  penitenciarios  cualquier  día  y  trabajar  junto  a  los  operadores 

Sistema Correccional Vs. Sistema Encarcelamiento  

NUEVO MODELO

VIEJO MODELO

Población

%

Población

%

Hombres

2,469

`F;[S

15,225

]`;FS

Mujeres

360

\D;FS

197

\;[S

Preventivos

1,490

_D;FS

9,783

R[;QS

Condenados

1,339

QF;[S

5,639

[R;RS

Total

2,829

\_;_S

15,422

`Q;_S

Hombres

Mujeres

Preventivos

Condenados

N. Modelo

\Q;ZS

RQ;RS

\[;DS

\];DS

V. Modelo

`R;ZS

[_;QS

`R;`S

`Z;`S

Total

\ZZ;ZS

\ZZ;ZS

\ZZ;ZS

\ZZ;ZS

Porcentajes de los totales por sexo y condición jurídica  

Ministerio Público

65


del  sistema.  Ellos  pueden  expresar  sugerencias,  quejas,  colaboraciones,  y  les prestamos las atenciones debidas e  inmediatas, para mejorar cualquier as‐ pecto.    Estamos abiertos a la sociedad  civil    y  las  asociaciones  de  derechos  humanos, a la prensa nacional e inter‐ nacional,  etc.,  quienes  pueden  visitar  cualquier establecimiento y reportar y  grabar. La independencia, transparen‐ cia, objetividad, la ética son principios  rectores de la inspectoría. EL  PATRONATO  NACIONAL  PENI­ TENCIARIO. Creado por el procura­ dor general de la República, doctor  Radhamés  Jiménez  Peña,  en  2007,  está    integrado  por  el  Cardenal  de  la  iglesia  católica,  monseñor  Nicolás  de  Jesús  López  Rodríguez,  empresarios,  comunicadores  sociales  y  medios  de  comunicación,  quienes  patrocinan  y  vigilan el proceso correccional. Pero existe libertad de cultos en el sis‐ tema, pues así lo consagra la Constitu‐ ción.

VII. SISTEMA DE JUSTICIA  CRIMINAL La policía, está involucrada en la pro‐ tección  del  público,  la  detección  de  crimen y la detención de aquellos sos‐ pechados de crimen; la agencia de pro‐ cesamiento, la judicatura, los defenso‐ res  públicos,  los  ministerios  públicos,  para persecución del crimen, y el ser‐ vicio  penitenciario,  para  custodiar.  Todos  estos  componentes  trabajan  juntos  aún  con  un  grado  de  indepen‐ dencia el uno del otro; sus papeles son  diferentes.  Todas  las  partes  del  siste‐ ma trabajan juntos, profesionalmente.

VIII. PERSONAL  PROFESIONAL DE PRISIÓN El  personal  del  CCR  es  profesional,  ellos son reclutados y desplegados con  entrenamientos  continuos, ellos cono‐ cen  sus  responsabilidades,  sus  debe‐ res y los límites de su autoridad.

El  procurador  Radhamés  Jiménez  Peña,  Tony  Cameron,  presidente  de  la  ICPA;  Ed  Z-A,($'[B)1(&/'#-&)/0/'+#(6-)P;*!W)!<&$G$5)L/"5$,B)1/")*$#&-,$#-)?$'(-,$")*/,(#/,‐ ciario; Manuel de Jesús Pérez Sánchez, Henry Garrido, Lino Vásquez Sámuel e Ysmael  Paniagua.

elemento de su trabajo, ellos tienen el  conocimiento  de  psicólogos. Ellos  tie‐ nen que entender la ley y los límites de  su autoridad y los estatutos conforme  a los cuales ellos funcionan.

IX. DEL ENCARCELAMIENTO  AL SISTEMA  CORRECCIONAL La privación de libertad,  en su forma  más  simple  es  el  encarcelamiento,  no  hace  a  la  gente  mejor.  Los  dominica‐ nos comenzamos a movernos hacia los  centros  de  Corrección,  reconociendo  que muchos prisioneros realmente de‐ sean hacer algo mejor y aprovecharán  oportunidades,  de  mejorar  su  educa‐ ción, empleo y habilidades de trabajo,  realmente  desean  liberarse  del  apre‐ %?$'3#'&4*!*?$':'#$'!*#,%-+'!&+-+'2&!#$' reparaciones  para  sus  actos  pasados  tiene un registro bueno de éxito.  

Ellos no son guardias, su papel es man‐ tener  la  seguridad  de  la  prisión  y  sus  internos.

“Se debe recordar que la noción de en‐ carcelamiento  es  básicamente  un  eu‐ ropeo, la mayor parte de sociedades en  África y las Américas  no tenían ningún  concepto de encarcelamiento hasta el  advenimiento  de  colonialismo  “  (Ni‐ cholas Brooke, D.R. 98).

Los  trabajadores  sociales  forman  un 

Un  modelo  Correccional  implica  que 

66

Ministerio Público

hay respeto para un individuo, que los  derechos  humanos  serán  respetados  y  esto  proporcionarán  oportunidades  para  el  cambio.  Los  japoneses  tiene  "$&' 4*(-+-4K&' 3#!(&,&3&' YW0-,,#!#,' #(' crimen, no al criminal”. (Nicholas Bro‐ oke, R. D, 98).

X. CASAS DE  REHABILITACIÓN  Seguimos el proceso correccional des‐ pués de la liberación. Nuestro sistema  Correccional  está  basado  en  los  prin‐ cipios  de  seguridad  y  rehabilitación,  donde varias agencias, tanto el trabajo  estatal  como  voluntarios  juntos  para  un objetivo común, que es la reducción  de comportamiento criminal. Después  la  asistencia  penitenciaria  por    Casas  Redentor (12) manejado por la iglesia  :' &7-:&3&' 7-,' (&' -4*!*$&' 3#(' .,-!",&‐ dor General.  El  Jefe  del  sistema  penitenciario  es  el  Procurador  General,  teniendo  como  una  de  las  prioridades  principales;  la  reducción de la población de la prisión. “El trabajo de un servicio Correccional debe pre­ parar a la gente para la libertad “. (Nicholas Bro­ oke, D.R., 98).


EDITARÁN VERSIÓN ESCOLAR

DE NUEVA CONSTITUCIÓN Entre esas publicaciones se desta‐ ca la del Colegio de Abogados de  la Republica Dominicana, que ya  circula, de 500 mil ejemplares de  distribución gratuita.  El plan es,  según el presidente de la entidad,  Diego José García, que la pobla‐ ción tenga acceso al contenido  de la Constitución y conozca los  derechos y deberes que de ella se  1/&(6$,7 Desde  principios  de  febrero,  mes  de  la  patria,  circulan  varias  versiones  de  la nueva Constitución, mientras el Mi‐ nisterio de Educación anuncia que edi‐ tará una  versión escolar de esa carta  para que los estudiantes puedan cono‐ cer  los  principios  y  derechos  de  cada  ciudadano. El  titular  de  Educación,  Melanio  Pa‐ ,#3#+6' 3*J-' 1"#' !-$' #+&' 4*$&(*3&3' +#' contrató un cuerpo de especialistas en  materia constitucional para elaborar lo  que han denominado “la Cons‐ titución  co‐

mentada  para  escolares”,  para  ser  difundida  entre  los  estudiantes  del  sector público. Reveló  que  será  una  Constitución  co‐ mentada  por  especialistas,  que  es  como debe ser conocida por los estu‐ diantes.  El  texto  recogerá  los  princi‐ pales  principios  y  derechos  que  tiene  cada ciudadano, para que puedan ser  conocidos  por  los  niños  y  jóvenes  desde  temprana  edad.  “Esa  Consti‐ tución comentada la vamos a editar  en  un  ejemplar  popular,  que  pueda  ser  difundido  en  las  escuelas  y  lo  llamaremos  la  Constitución  para  Escolares”. 

nueva Carta Magna. El ministro de Edu‐ cación  agregó  que  el  equipo  de  espe‐ cialistas contratados ya está trabajan‐ do en ese proyecto, y dentro de un mes  espera que esté listo el ejemplar  popular. 

Paredes  indicó  que  la  Constitu‐ ción  para  Escolares  formará  parte  del  currículo  como  eje  %,&$+@#,+&(6'7&,&'#3*4*!&,'&'(-+' ciudadanos  desde  temprana  edad sobre los alcances de la  Ministerio Público

67


JUECES CONOCEN DE CERCA

una experiencia que cambia vidas: FERNANDO QUIROZ

NUEVO MODELO DE GESTIÓN PENITENCIARIA

Encargado Departamento de Prensa    CQ+(&-AV9&-'+&$1+&($7%-671-

Moca­Santiago.­El  sol  abrazante  del  Cibao dio la primera bienvenida. Des‐ cendieron de un autobús de la Procu‐ raduría  General  de  la  República  y  de  vehículos  privados  para  conocer  de  cerca  una  experiencia  que  está  cam‐ biando vidas.

de diferentes jurisdicciones del Distri‐ to Nacional, la provincia Santo Domin‐ go,  Santiago  y  Valverde,  recorrieron  los modernos centros de corrección y  rehabilitación La Isleta, de Moca; y de  Rafey,en Santiago, en su versión Hom‐ bres‐Mujeres.

Tan  pronto  recibieron  el  carné  de  in‐ vitados  para  ingresar  al  recinto  con‐ templaban las diferencias positivas de  la revolución penitenciaria que se im‐ planta en el país bajo un nuevo modelo  de gestión, con visión humana.

<-+'&$4*%,*-$#+6'#('7,-!",&3-,'=#$#,&(' de  la  República,  Radhamés  Jiménez  Peña,  y  el  director  de  la  Escuela  Na‐ cional  Penitenciaria,  Roberto  Santa‐ na,  guiaron  a  sus  invitados  por  todas  las instalaciones mientras recibían las  explicaciones  de  Erickson  Bobadilla  y  de  Yeny  Olga  Hernández,  directores  del nuevo centro de Moca, y de Rafaey 

Jueces,  protagonistas  de  la  delicada  tarea de impartir justicia,procedentes 

Jueces y funcionarios del Ministerio Público durante su recorrido por el CCR de Moca.

68

Ministerio Público

Mujeres, respectivamente. “La  verdad  es  que  estamos  sorpren‐ didos  al  ver  la  atención  humana  que  se  brinda  a  las  personas  privadas  de  libertad. Es un verdadero cambio radi‐ cal, que esperamos sea implementado  en todo el país”, expresó el juez Ignacio  Camacho,  presidente  de  la  Sala  Penal  de  la  Corte  de  Apelación  del  Distrito  Nacional. L0+#,@&,-$' (-+' #3*4*!*-+' 3#' !#(3&+' donde  cada  recluso  tiene  su  cama  en  un  espacio  digno,  área  común  de  re‐ creación con acceso a televisión y una  batería con doce duchas por bloque.


Saulo Isabel Díaz, juez de Ejecución de la  Pena del DN.

Esther  Agelán,  juez  de  la  Sala  Penal  del  DN.

El juez de Ejecución de la Pena de la pro‐ 6(,'($)L$,#-)=-5(,%-B)F$C$/")Y>/A7

Se le explicó que los internos peniten‐ ciarios  son  sometidos  a  un  régimen  3*+!*7(*$&,*-'1"#'*$!(":#'#$%,#'R>ZZ'3#' (&'5&a&$&':'\Z>ZZ'3#'(&'$-!2#'(-+'2-‐ rarios para levantarse, comer, trabajar,  estudiar,  descansar,  recrearse,  hacer  3#7-,%#+':'#J#,!*!*-+'4K+*!-+':'3-,5*,;

centros se devolverá a personas reha‐ bilitadas a la sociedad.

de los recintos, mostrando en cada una  de  ellas  los  trabajos  que  realizan  los  internos.

“Aquí no hay espacio para el ocio ni la  vagancia.  Estamos  desarrollando  una  serie de programas formativos, con te‐ rapias ocupacionales para lograr reha‐ bilitar a las personas que le han fallado  a la sociedad, y poder reintegrarlas de  manera  productiva  y  de  bien”,  dijo  el  procurador Jiménez. ^(' #$!"#$%,-' 8"#' *$*!*&3-' &' (&+' \\>[Z' de  la  mañana.  Antes  y  después  del  almuerzo  les  fueron  mostrados  a  los  jueces todos los proyectos implemen‐ tados  por  la  Procuraduría  dentro  del  nuevo sistema, como un aporte al res‐ peto  de  los  derechos  humanos  de  las  personas privadas de libertad, y como  !-$%,*0"!*?$' 7&,&' ,#3"!*,' +*=$*4*!&‐ tivamente  la  reincidencia  delictiva,  y  con  ello,  los  altos  índices  de  crimina‐ lidad. La  juez  Esther  Agelán  Casasnovas,  de  la Sala Penal del Distrito Nacional, ma‐ nifestó que se sentía impresionada con  el  proceso  de  reforma  y  de  lo  mucho  que se ha avanzado en tan poco tiem‐ po,  con  la  esperanza  que  desde  estos 

Junto  al  procurador  también  estuvie‐ ron  los  jueces  Modesto  Martínez,  de  la  Sala  Penal;  Eduardo  Sánchez  Ortiz,  de la Cuarta Sala; Manuel del Socorro  Pérez García, Corte de Apelación; Dory  Pujols,  Corte  Penal  del  DN;  Mariana  Danneira  Garcia,  juez  Novena  Sala;  Saulo Isabel Díaz, juez de ejecución de  la pena del DN, y Rafael Báez, juez de  ejecución  de  la  pena  de  la  provincia  Santo Domingo. Del  Cibao  participaron  los  jueces  Rubén Dario Uceta, Luis Nobel Gómez,  Juan Antonio Reyes y Henry Liberato. Un  punto  de  coincidencia  entre  los  magistrados jueces fue el resaltar, ade‐ más, la humanización, la higiene, buen  trato, capacitación y asistencia que se  brinda a los internos e internas en los  centros  del  nuevo  modelo  peniten‐ ciario.  “Esto  representa  un  hecho  sin  precedentes  en  la  administración  de  justicia del país”, coincidieron muchos  de ellos. El  procurador  Jiménez  resaltó  la  im‐ portancia de que las autoridades de la  judicatura tengan mayor conocimiento  de la reforma carcelaria con visión hu‐ manista que implantan en el país. En‐ cabezó el recorrido por todas las áreas 

Les enseñó a los jueces, modernos edi‐ 4*!*-+'3#'!#(3&+6'%&((#,#+':'=,&$J&+'!-$' gallinas  ponedoras.  En  Moca  se  cons‐ truye un gigante invernadero. En Rafey  Mujeres  pudieron  presenciar  la  pro‐ ducción agrícola de berenjenas, lechu‐ gas, batatas, rábanos, cebollas y maíz. En Rafey hombres los talleres de eba‐ nistería  donde  se  fabrican  diversos  muebles del hogar; de herrería, donde  hacen todas las camas que necesita el  nuevo modelo y reparan butacas de las  escuelas públicas. En este recorrido también participó el  comisionado para la reforma y moder‐ nización de la de Justicia, doctor Lino  Vásquez,  y  el  supervisor  general  de  Prisiones, doctor Henry Garrido, quien  tuvo a su cargo la coordinación del en‐ cuentro. También,  la  procuradora  de  la  Corte  de  Apelación  de  Santiago,  Vielka  Cal‐ 3#,?$6' &+K' !-5-' (-+' 4*+!&(#+' 3#' )-!&' y  La  Vega,  Práxedes  Jacobo  Marchena  Acevedo  y  Johanna  Reyes  Hernández,  ,#+7#!%*@&5#$%#;'W('4*$&('3#(',#!-,,*3-' a los visitantes le fue ofrecida una pre‐ sentación  artística  a  cargo  de  grupos  teatrales y artísticos de los centr Ministerio Público

69


año. Se trata del centro más grande del  Modelo  Penitenciario,  construido  con  un monto de más de RD$260 millones,  para 1,000 internos, quienes cumplen  un horario regimental obligatorio, que  les permite su rehabilitación en espa‐ cios dignos, con programas terapéuti‐ cos especiales. El  nuevo  sistema  cuenta  con  áreas  de  trabajo  social,  asistencia  médica,  odontológica y psicológica.  

Eduardo Sánchez Ortiz, Doris Pujols e Ignacio Camacho.

FRASES DE ADMIRACIÓN El magistrado Uceta, de Mao, expresó  que  una  de  las  cosas  más  admirables  del nuevo modelo penitenciario, de lo  que daba testimonio,es que no existen  privilegios.  “Aquí  se  tratan  a  todos  de  manera igual”, puntualizó. De  su  lado,  el  juez  de  Ejecución  de  la  Pena  de  la  provincia  Santo  Domingo,  Rafael  Báez,  dijo  que  está  convencido  de que el nuevo modelo penitenciario  ha  transformado  la  vida  de  los  inter‐ nos,  debido  a  que  en  esos  centros  se  respetan  los  derechos  humanos  y  los  acuerdos internacionales. Destacó, también, la higiene y organi‐ zación, así como la infraestructura de  los nuevos recintos. El  juez  Eduardo  Sánchez  Ortiz,  de  la  Cuarta  Sala,  felicitó  a  la  Procuraduría  General  de  la  República  por  la  aten‐ ción y el interés mostrado en la reha‐ bilitación de las personas privadas de  libertad. Dijo  que  es  la  sociedad,  en  sentido  =#$#,&(6' (&' 1"#' +&(3,C' 0#$#4*!*&3&' 3#(' gran aporte del nuevo sistema. Mientras que el magistrado Saulo Isa‐ bel Díaz, juez de Ejecución de la Pena 

70

Ministerio Público

del  Distrito  Nacional,  reconoció  que  se ha avanzado bastante y está seguro  que se logrará el objetivo de rehabili‐ tar a las personas privadas de libertad. Por sus buenas prácticas, el Modelo de  Gestión  Penitenciaria  ha  sido  recono‐ cido por la Organización de las Nacio‐ nes  Unidas(ONU),  así  como  por  otros  organismos  internacionales  como  la  Organización de los Estados America‐ nos (OEA) y expertos en la materia que  han visitado el país y que han resalta‐ 3-' +"+' 0#$#4*!*-+' #$' (&' ,#2&0*(*%&!*?$' de los internos.

VISIÓN GENERAL El procurador Jiménez Peña mostró a  los  jueces  de  las  jurisdicciones  penal  y  civil,  las  actividades  productivas  y  multidisciplinarias  que  desarrollan  dentro  del  Nuevo  Modelo  de  Gestión  Penitenciaria  para  la  rehabilitación  y  reinserción  social  de  los  internos,  el  staff  de  profesionales  que  le  ofrece  asistencia,  así  como  los  nuevos  Agen‐ tes  de  Vigilancia  y  Tratamiento  Peni‐ tenciario  (VTPs),  egresados  de  la  Es‐ cuela Nacional Penitenciaria y quienes  están encargados de la custodia de los  nuevos centros en sustitución de guar‐ dias y policías. El CCR La Isleta, de Moca, fue inaugu‐ rado el cinco de noviembre del pasado 

En  el  aspecto  educativo,  los  internos  del Modelo de Gestión reciben progra‐ mas de alfabetización, cursos de infor‐ mática,  tapicería,  electricidad,  costura  y peluquería, impartidos por facilitado‐ res del Instituto de Formación Técnico  Profesional (INFOTEP), de idiomas, im‐ partidos por internos, y entrenamiento  en producción agrícola e industrial.    Los  programas  de  tratamiento  tam‐ bién  incluyen  actividades  artísticas,  deportivas y de recreación.    El Modelo Penitenciario presenta una  tasa  de  reincidencia  que  oscila  entre  un tres a un diez por ciento en contras‐ te con el modelo tradicional, de aproxi‐ madamente  un  treinta  por  ciento.  La  media internacional de reincidencia se  estima de un cuarenta a un cincuenta  por ciento. El nuevo modelo de gestión ya funcio‐ na  en  12  de  los  37  centros  peniten‐ ciarios  del  país.  Próximamente  será  integrado  el  centro  de  Baní  Mujeres.  Se construye en Higüey y Salcedo, y se  programa comenzar otro recinto en La  Romana, para terminar con la arraba‐ lización actual de la cárcel instalada en  la  entrada  de  esa  ciudad,  la  cual  pro‐ yecta una mala imagen hacia los turis‐ tas y el público en general. Los  otros  centros  inaugurados  fun‐ cionan  en  San  Francisco  de  Macorís,  Puerto  Plata,  Elías  Piña,  Femenino  de  Najayo, en San Cristóbal; Dajabón, Mao,  Monte Plata, Haras Nacionales, en San‐ to  Domingo,  y  San  Pedro  de  Macorís  (SPM), en su primera etapa. Se avanza  además en la construcción de la segun‐ da etapa de SPM.


INAUGURAN EN SAMANÁ

NUEVO MODELO DE GESTIÓN DE FISCALÍA FISCALES ESTARÁN MÁS CERCA DE LA COMUNIDAD vicio  entre ellas  atención a las vícti‐ mas.  De  sistema  forman  parte  ya  del  Distrito  Nacional,  Santo  Domingo,    La  Romana, San Pedro de Macorís, Azua,  Elías  Piña,  La  Vega,  San  Francisco  de  Macorís,  Espaillat  y  Santiago,  entre  otras provincias.

Jimenéz Peña, Amado José Rosa, Juan  Medina de los Santos y Miguel Bezi, cortan la  '(,#$)Q+/)1/0$)(,3#$"$1$3)"$3),+/6$3)-4'(,$3)/,)L$5$,>7))))

La  Procuraduría  General  de  la  Repú‐ blica  dejó  inaugurado  en  Samaná  el  Nuevo Modelo de Gestión  de Fiscalía  &'(-+'4*$#+'3#'*57,*5*,(#'3*$&5*+5-':' modernidad  al  Ministerio  Público  de  esa  provincia del Nordeste. La iniciativa incluyó la reparación de la  7(&$%&'4K+*!&':'+"'#1"*7&5*#$%-6'7-,'(-' 1"#''!&3&'4*+!&('8"#'3-%&3-'3#'"$'5-‐ derno equipo de computadora.   Conjuntamente  con  el  nuevo  modelo  3#'4*+!&(K&'8"#'3#J&3-'#$'8"$!*-$&5*#$‐ %-'#('G*+%#5&'3#'T"+%*!*&'G*=(-'eeX6'1"#' es un software  que permite el control  permanente  de  los  casos,  ya  que  sus  procesos  se  pueden  consultar  desde  cualquier parte del país.  

Público,  Ramón  Núñez;  el  procurador  de la Corte de Apelación de San Fran‐ cisco de Macorís, Amado José Rosa, la   directora  del  Nuevo  Modelo  de  Ges‐ tión,  Thalía  Goldberg  y  el  procurador  4*+!&(' 3#' (&' 7,-@*$!*&6' T"&$' )#3*$&' 3#' los Santos La  bendición  del  acto  estuvo  a  cargo  del  diácono  de  la  parroquia  de  esta  provincia, Emilio Rosario. La  Procuraduría  trabaja  arduamente  7&,&' *$%#=,&,' &' %-3&+' (&+' 4*+!&(K&+' 3#(' país  al  Nuevo  Modelo  de  Gestión  y  al  +*+%#5&'3#'T"+%*!*&'eeX6''3#$%,-'3#'(-+' cuales,  el  Ministerio  Público  opera    a  través  de  diferentes  unidades  de  ser‐

Este nuevo modelo fue diseñado acor‐ de a la misión institucional del Minis‐ terio  Público  en  su  rol  de  institución  responsable de ejercer la acción penal  pública, la investigación de los hechos  punibles,  la  representación  y  defensa  del  interés  público  y  social,  así  como  la  vigilancia  y  el  cumplimiento  de  las  normas del debido proceso legal.  Hicieron uso de las palabras el magis‐ %,&3-'T*5V$#9'.#a&':'#('4*+!&(')#3*$&' de los Santos. El acto tuvo lugar  en la calle María Tri‐ nidad  Sánchez,  próximo  al  Palacio  de  Justicia, donde funcionará la Fiscalía. El  nuevo  modelo  de  gestión    anima  a  (-+'4*+!&(#+''&!#,!&,+#'5C+'&'(&'!-5"$*‐ dad, ofreciendo un mejor servicio a las  víctimas  de  violencia  y  fortaleciendo  su  lucha  contra  el  crimen  organizado   y el delito.  Garantiza también   mayor  %,&$+7&,#$!*&6'#4*!&!*&':',&7*3#9'#$'#(' procesamiento  de  los  casos,  funciona  #$' 5C+' 3#' "$' ]ZS' 3#' #$%*3&3#+' 3#(' Ministerio Público de igual naturaleza. 

La  incorporación  de  la  Fiscalía  de  Sa‐ maná  al  nuevo  modelo  de  gestión  se  realizó  durante  un  acto  encabezado  por el procurador general de la Repú‐ blica,  Radahamés  Jiménez  Peña    y    el  gobernador,  Miguel Bezi.   La mesa de honor la integraron  tam‐ bién,  el  director  nacional  del  Ministe‐ rio Público Rodolfo Espinera; la procu‐ radora  general  adjunta  para  Asuntos  de la Mujer, Roxanna Reyes; el director  de  la  Escuela  Nacional  del  Ministerio 

859"/$1$3)1/)"$)@(3'$"D$)1/)L$5$,>B)+#("(A$,)"-3),+/6-3)/Q+(9-37 Ministerio Público

71


HAITÍ

REPÚBLICA DOMINICANA GERMÁN SANTIAGO Editor

Y LA SOLIDARIDAD SIN FRONTERA

Germansantiago@gmail.com

El terremoto que en enero 12 devastó  a  Haití,  ha  servido  para  medir  el  alto  grado de solidaridad y cooperación de  la comunidad internacional. Se destaca  el  rol  desempeñado  por  la  República  Dominicana,  cuyo  pueblo  y  gobierno  se  han  engrandecido  en  medio  de  la  peor  catástrofe  sufrida  por  el    pueblo  haitiano.  La secuela del sismo de una magnitud  de  7,3  grados  en  la  Escala  de  Richter  superan las  300 mil personas muertas  y  unas  300  mil  heridas,  según  cifras  ofrecidas  por  el  primer  ministro  de  Haití, Jean Max Bellerive, durante  una  comparecencia  en  el  Senado  de  ese  país  a principios de este mes. Para  cuando  se  escribe  esta  nota,  fe‐ brero 02, sólo en la capital haitiana se  había  contabilizado  150  mil  muertos 

y  cerca  de  un  1  millón  de  personas  +*$' %#!2-' f3&$$*4*!&3-+E;' ^$' ."#,%-' .,K$!*7#'!&+*'#('%-%&('3#'(&+'#3*4*!&!*-‐ nes,  incluyendo  el  imponente  Palacio  .,#+*3#$!*&(':'#('#3*4*!*-'3#'(&'Lch6'+#' desplomaron, dejando a una población  y sus autoridades en el completo des‐ amparo.  YI#+&8-,%"$&3&5#$%#' #(' #3*4*!*-' 3#' (&' ONU  se  derrumbó  y  al  parecer,  todos  aquellos  que  estaban  dentro,  entre  éstos mi amigo Annabi, enviado espe‐ cial del secretario general de Naciones  Unidas, y quienes le acompañaban, es‐ tarían  muertos”,  declaró  compungido  el canciller francés Bernard Kouchner.  El  presidente  dominicano,  Leonel  Fernández,  fue  el  primer  mandatario  extranjero que pisó suelo haitiano lle‐ vando  el  mensaje  de  solidaridad  del  pueblo  dominicano  después  de  la  ca‐

tástrofe.  “Leonel  tocó  la  puerta  de  mi  despacho”  declaró  el  presidente  de  Haití,  René  Preval,  para  destacar  el  grado  de  solidaridad  del  mandatario  dominicano,  quien  realizó  su  viaje  en  la  mañana  del  viernes  15  de  enero.  “Yo  estaba  trabajando  esta  mañana  y  me anunciaron que el presidente Leo‐ nel Fernández estaba en la puerta del  despacho. No me avisaron antes”, dijo  Preval,  quien  explicó  que  él  se  estaba  preparando  para  visitar  la  República  Dominicana antes de que ocurriera el  sismo. Preval  agradeció  la  presencia,  la  soli‐ daridad y el apoyo recibido por parte  del  presidente  dominicano  y  expresó  que  quedó  gratamente  sorprendido  cuando le tocaron la puerta de su des‐ pacho  para  decirle  que  el  mandatario  dominicano le buscaba.  Para el sábado  23 de enero, la República Dominicana  había  realizado  293  misiones  aéreas 

Poco después del terremoto que azotó al país, la ayuda humanitaria no se hizo esperar, tanto como los Estados Unidos, países latinoamericanos y europeos, la Cruz Roja Internacional, la Secretaría General Iberoamericana, el Banco Interamericano de Desarrollo (BID), el Fondo Monetario Internacional (FMI) y el Banco Mundial (BM) entre otros, anunciaron el envío de dinero, alimentos, voluntarios, bomberos, expertos y hasta perros especializados en búsquedas para asistir al país caribeño.

72

Ministerio Público


Haití es el país más pobre de  América, caracterizado por tener  cerca del 80% de su población  por debajo de la línea de pobre‐ za (el 54% viven en la pobreza  extrema), una economía de  subsistencia, es decir, viven  prácticamente para alimentarse;  las remesas recibidas de migran‐ tes representan el 40 % de su PBI  !"#"$%&'#()*'*+)%)*,-.*("*/00* mil familias.

de  ayuda humanitaria en Haití, entre‐ gado  3  millones  de  raciones  secas  y  distribuido 3 mil 336 unidades de san‐ gre, informaba el Centro de Operacio‐ nes  de  Emergencia  (COE)  que  indicó  que  19  cocinas  móviles  enviadas  por  el Gobierno dominicano habían repar‐ tido 190 mil  raciones cocidas. Los hos‐ pitales  dominicanos  se  abrieron  para  asistir  a  los  heridos,  entre  los  que  se  destacan los 4 principales en la fronte‐ ra, los cuales siguen abarrotados. 

Empresarios,  personas  adineradas  e  instituciones  privadas,  aportan  re‐ cursos  en  efectivo  para  la  asistencia  que  se  necesita.  El  martes  12,  en  ho‐

ras  de  la  noche,  cuando  se  sabía  ya  de las dimensiones de la catástrofe, el  Presidente  Leonel  Fernández  emitió  el decreto declarando ese día y  el si‐ guiente de Duelo Nacional, por lo que  las  banderas  debieron  ser  colocadas  y  permanecer  a  media  asta  en  todos  (-+' #3*4*!*-+' :' !#$%,-+' -4*!*&(#+6' %&$‐ to  nacionales  como  municipales.  Quedaron  suspendidas,  ade‐ más, todas las actividades  -4*!*&(#+' 3#' !&,C!%#,' festivo. Diferen‐ tes  aso‐ ciacio‐

Ministerio Público

73


Pilar  Juárez  Boal,  diplomática  española  que  desempeñaba sus tareas en la em‐ bajada de la UE en Haití. (Víctima).

Hédi Annabi Túnez, representante espe‐ cial  del  secretario  general  y  jefe  de  Mi‐ sión de la ONU para Haití. (Víctima).

Zilda  Arns  Neumman,  misionera  brasile‐ ña,  fundadora y coordinadora de la Pas‐ toral  de  la  Infancia,  proyecto  social  del  Episcopado.(Víctima).

nes  que  conforman  el  sector  privado  y del Estado unieron sus esfuerzos de  colaboración con alimentos, agua, me‐ dicinas, materiales y maquinarias para  la recuperación del pueblo haitiano. El  viernes 15 de enero se reunieron para  %&(#+' 4*$#+' ,#7,#+#$%&$%#+' 3#' (&' A,"9' Roja Dominicana, Industrias Naciona‐ les,  Grupo  Vicini,  la  Asociación  Domi‐ nicana de Zonas Francas (ADOZONA),  la Secretaría de Trabajo y la Corpora‐ ción Dominicana de Empresas Eléctri‐ cas  Estatales  (CDEEE),  el  presidente  del  Consejo  Nacional  de  la  Empresa  Privada  (CONEP),  entre  otras  entida‐ des. El presidente de CONEP, Lisandro  Macarrulla,  anunció  la  conformación  de  un  plan  a  mediano  plazo  para  el  acopio de ayuda que será destinada a  las  víctimas  del  sismo.  “Exhortamos  a todo el empresariado nacional y las  fuerzas  vivas  de  la  nación,  a  seguir  contribuyendo con la causa humanita‐ ria  que  precisa  en  estos  momentos  el  pueblo  haitiano”,  expresó  Macarrulla.  El  Aeropuerto  Internacional  de  Las  Américas se convirtió en una segunda  puerta  de  entrada  a  Haití,  recibiendo  "$'5&+*@-'4("J-'3#'!--7#,&$%#+6'7#,*-‐ distas y rescatistas. 

Haití  ocupa el puesto 149 de  182 países en el Índice de Desa‐ rrollo Humano, lo que genera  preocupación sobre todo en la  capacidad de hospitales y servi‐ cios básicos de salud y primeros  auxilios para poder afrontar una  catástrofe sísmica de esta enver‐ gadura.

blica  Dominicana  ha  venido  dando  asistencia  con  generosidad  y  rapidez  a su país vecino, Haití, y estamos muy  agradecidos”, dijo. “Ha sido una ayuda  masiva,  en  la  medida  en  que  hemos  podido. Hemos sido el primer país en  llegar. La reacción del presidente Leo‐ nel  Fernández  fue  rápida,  envió  a  los  equipos de socorro, al Comité de Ope‐ raciones  de  Emergencia...”,  comentó  a  la  prensa  internacional  el  ministro  consejero de la embajada dominicana  en  Puerto  Príncipe,  Pastor  Vásquez. 

de  esta  crisis  el  gobierno  de  la  Repú‐

Temprano, la ONU por boca de su se‐ cretario  general  Ban  Ki‐moon  agra‐ deció  a  República  Dominicana  por  establecer  un  corredor  de  ayuda  hu‐ manitaria desde Santo Domingo hacia  Puerto  Príncipe.”  Desde  el  comienzo  Melba Segura de Grullón y José León Asencio.

74

Ministerio Público


Todo el personal de las grandes orga‐ nizaciones decidieron desembarcar en  Santo Domingo, como la Cruz Roja, con  60  miembros  de  seis  nacionalidades  que  llegaron  la  noche  del  sábado  16  de enero, incluido el portavoz de Cruz  Roja  francesa,  Jean‐François  Riffaud,  miembros  de  Médicos  Sin  Fronteras,  socorristas sudafricanos de Gift of the  Givers eran recibidos por personal do‐ minicano que los trasladaban en auto‐ buses hacia el otro lado de la frontera.  Un tele maratón organizado por la con‐ ferencia del Episcopado Dominicano y  las fundaciones Sur Futuro y Que Viva  el País a través de un reconocido canal  de televisión, logró recaudar una cifra  sin precedentes en la historia domini‐ cana, con 54.9 millones de pesos, que 

Entre las personas que fallecie‐ ron durante  en el terremoto en  Haití, se encuentran legislado‐ res, incluyendo dos senadores,   Jimmy O. Barikad, artista de  hip‐hop haitiano y compañero  musical del cantante Wyclef  Jean;  monseñor Joseph Ser‐ ge Miot, arzobispo de Puerto  Príncipe ; Zilda Arns Neumman,  misionera brasileña,  fundadora  y coordinadora de la Pastoral de  la Infancia, proyecto social del  Episcopado y  Pilar Juárez Boal,  de 53 años,  diplomática españo‐ la que desempeñaba sus tareas  en la embajada de la UE en Haití

brindar  asistencias  alimentaria  y  de  salud  a más de 60 mil adultos y niños  en Puerto Príncipe.  A  mes  y  medio  de  la  peor  catástrofe  en  Haití,  esa  solidaridad  de  pueblo  y  el  gobierno  dominicanos,  expresadas  por  las  vías  de  la  acción  y  la  creativi‐ dad, se mantiene inalterable, lo que ha  servido para demostrar la enorme ca‐ pacidad y el gran espíritu de coopera‐ ción de la nación de Juan Pablo Duarte  y Juan Bosch.

ANTECEDENTES HISTÓRICOS La  isla  de  Santo  Domingo  es  sismoló‐ gicamente  activa  y  ha  experimentado  %#,,#5-%-+' +*=$*4*!&%*@-+' :' 3#@&+%&‐ dores en el pasado. Un sismo la estre‐ meció en 1751  y otro sismo en 1770  de  7,5  grados  en  la  escala  de  Richter  devastó Puerto Príncipe por completo.  De acuerdo con el historiador francés  Moreau  de  San‐Méry  (1750‐1819),  Y5*#$%,&+' 1"#' $*$=/$' #3*4*!*-' +"8,*?' daños  en  Puerto  Príncipe  durante  el  terremoto  del  18  octubre  de  1751,  la  ciudad entera colapsó durante el terre‐

moto del 3 de junio de 1770”. La ciudad  de Cap‐Haïtien, así como otras del nor‐ te de Haití y la República Dominicana,  fueron destruidas por el terremoto del  7 de mayo de 1842.  En 1887 y 1904  se  produjeron  dos  terremotos,  cau‐ sando  “daños  mayores”.    En  1946,  un  terremoto de magnitud 8.0 se registró  en la República Dominicana, afectando  también a Haití. Este sismo produjo un  tsunami  que  mató  a  1.790  personas.   Un estudio de prevención de terremo‐ tos  realizado  en  1992  por  C.DeMets  y  M.  Wiggins‐Grandison  estableció  como conclusión la posibilidad que la  8&((&' 3#' ^$,*1"*((-' 7"3*#,&' #+%&,' &(' 4*‐ nal de su ciclo sísmico y pronosticó un  escenario,  en  el  peor  de  los  casos,  de  un terremoto de magnitud 7,2, similar  en  magnitud  al  terremoto  de  Jamaica  de  1692.    Un  artículo  publicado  en  el  diario Le Matin de Haití en septiembre  de 2008 mostraba los comentarios ci‐ tados  por  el  geólogo  Charles  Patrick  de que había un alto riesgo de mayor  actividad  sísmica  en  Puerto  Príncipe.  Los  resultados  no  pudieron  ser  más  !&%&+%,?4*!-+6' !-$' (-' 1"#' -!",*-' #(' \D' de enero del corriente año.

serán entregados a la causa del pueblo  haitiano  y  que  logró  poner  en  alto  la  vocación  de  solidaridad  y  bondad  del  pueblo dominicano. Otro tele maratón  fue celebrado en Santiago y dos sema‐ nas después los artistas montaron un  festival en el Parque Olímpico para re‐ caudar fondos para la causa haitiana. Se  destaca  el  aporte  de  la  Fundación  Sur Futuro, que preside Melba Segura  de  Grullón,  que  recaudó  104  millo‐ nes 51 mil 135 pesos, así como medi‐ camentos,  nutrientes  y  utilería  para 

\$(#($,-3)'$&%$,)$)+,$)6D'#(5$)1/")#/&&/5-#-7 Ministerio Público

75


MODELO PENITENCIARIO

INSTRUYE DAR FACILIDADES A INTERNOS HAITIANOS DE LA FRONTERA <&' L4*!*$&' A--,3*$&3-,&' 3#(' c"#@-' Modelo  de  Gestión  Penitenciaria  (OC‐ NMGP) de la Procuraduría General de  la República, instruyó a los directores  de los Centros de Corrección y Rehabi‐ litación,  en  especial  a  aquellos  ubica‐ dos en la región fronteriza, a que ofrez‐ can todas las facilidades pertinentes a  los privados de libertad de origen hai‐ tiano,  para  que  puedan  comunicarse  telefónicamente con sus familiares en  esa nación. La  información  la  ofreció  el  coordi‐ nador  nacional  de  la  OCNMGP,    Ro‐ berto  Santana  Sánchez,  quien  expli‐ có  que  la  medida  fue  tomada  con  el  fin de que los ciudadanos haitianos,  internos en los centros de corrección  y  rehabilitación,  puedan  informarse  de  la  situación  por  la  que  está  atra‐ vesando  su  país,  luego  del  trágico  sismo  que  los  afectó  en  la  tarde  del  pasado martes. Santana  Sánchez  también  instruyó  para que se les den facilidades a los  familiares de los internos residentes  en el país, para visitarlos. Los Centros de Corrección y Rehabi‐ litación ubicados en la región fronte‐ riza son, los de Dajabón, Elías Piña y  Mao,  los  cuales  no  sufrieron  ningún  daño a causa del movimiento telúri‐ co. La República de Haití fue afectada el  7&+&3-'\D'3#'#$#,-6'&'(&+'_>_['5*$"‐ tos de la tarde, por un fuerte temblor  de  tierra  de  7.3  grados,  que  afectó  principalmente  la  capital,  Puerto  Príncipe, y del cual hasta el momen‐

76

Ministerio Público

to  no  se  han  podido  cuantificar  los  daños en bienes y vidas humanas. Las  informaciones  e  imágenes  que  se  han obtenido dan cuenta de una situa‐ ción de desolación, con calles llenas de  #+!-50,-+6'5"#,%-+':'#3*4*!*-+'!-(&7‐ sados. De  su  lado,  el  Gobierno  dominicano,  estableció  de  inmediato  un  corredor  humanitario, y ha ordenado a sus fun‐ cionarios  que  brinden  toda  la  ayuda  necesaria para hacer posible la llegada  de alimentos, medicina, agua y perros  amaestrados,  para  ser  usados  en  la  búsqueda de posibles sobrevivientes.

Roberto Santana.


LA PRISIÓN PREVENTIVA COMO MEDIDA DE COERCIÓN Y SU APLICACIÓN EN LA REPÚBLICA DOMINICANA PEDRO ANTONIO MATEO IBERT. Procurador Fiscal San Juan de la Maguana pedroibert@hotmail.com

En la República Dominicana, lamenta‐ blemente, todavía hoy en día a más de  cuatro años de aplicación de una nue‐ va Normativo Procesal Penal, institui‐ da por la Ley 76‐02 que creó el Código  Procesal  Penal,  puesto  en  vigencia  el  27 de Septiembre del año 2004, la ma‐ yoría  sigue  pensando  que  todo  aquel  que infringe una norma prohibida por  la Ley debe ir a la cárcel desde el mis‐ mo  momento  en  que  le  sea  conocida  una  medida  de  coerción,  aún  el  caso  sea de poca monta o que el imputado  o  encartado  no  represente  peligro  de  fuga.  Lo  lamentable  del  caso  es  que  todavía  contamos  con  una  inmensa  cantidad de miembros de la Policía Na‐ cional, que son los auxiliares del Minis‐ terio Público, con conocimiento pleno  de que a una persona imputada de un  hecho  se  le  ha  otorgado  una  Garantía  Económica como Medida de Coerción,  se  encargan  de  forma  malsana  y  con  propósito  de  hacer  daño  de  poner  a  circular  el  rumor  de  que  “ellos  arres‐ tan  los  delincuentes  y  que  los  jueces  :' (-+' 4*+!&(#+' (-+' 7-$#$' #$' (*0#,%&3b6' una  apreciación  falsa  y  dañina,  pues  el  Código  Procesal  Penal  establece  siete medidas de coerción y la prisión  preventiva se encuentra en el número  siete, es decir, es la última en la escala  de  aplicación,  de  acuerdo  a  la  norma  procesal penal vigente en la República  Dominicana. Pero peor aún, todavía tenemos Minis‐ terios Públicos que por cualquier caso,  por vago que sea, solo atinan a solicitar  prisión  preventiva  cuando  tienen  que  llevar  una  persona  imputada  de  un  hecho ante el juez de la instrucción de  cualquier jurisdicción de la República.  Algunos  lo  hacen  para  que  digan  que  +-$'4*+!&(#+'3",-+'!-$'(&'3#(*$!"#$!*&6'

otros por temor a ser cuestionados por  aquellos  que  todavía  no  han  querido  entender que la Prisión Preventiva no  es un Castigo anticipado, sino una me‐ dida de coerción para poder presentar  a  las  personas  encartadas  por  la  jus‐ ticia  durante  una  investigación,  que  no garantizan asistir voluntariamente  ante los tribunales o ante el Ministerio  Público  cuando  sean  requeridas  para  ser juzgadas estando en libertad. Otros  lo  hacen  porque  ignoran  cuán‐ tos miles de pesos le cuesta al Estado  Dominicano  o  de  cualquier  país  del  mundo,  mantener  en  la  Cárcel  a  una  persona  durante  un  período  de  tres  meses,  sin  antes  existir  una  condena,  en donde debe garantizársele desayu‐ no, comida, cena, medicina, entre otras  cosas que requiere un verdadero siste‐ ma  penitenciario  como  el  que  actual‐ mente se implementa en la República  Dominicana bajo la rectoría del Magis‐ trado  Radhamés  Jiménez  Peña,  actual  Procurador General de la República. La prisión preventiva debe ser aplica‐ da a aquellas personas que sean impu‐ tadas de hechos delictivos que pongan  en situación de riesgo a toda la colec‐ tividad, es decir, a todo el medio social  en donde residen, donde se desenvuel‐ ven o ejecutan sus acciones de asedio  a los demás ciudadanos y ciudadanas;  pero mandar a prisión desde el inicio  de  un  proceso  a  una  persona  que  no  representa peligro de fuga por el arrai‐ go que posee en el lugar donde reside  o  que  tampoco  representa  un  peligro  para el conglomerado social donde se  desenvuelve, es no tener un concepto  bien  claro  y  establecido  en  términos  amplios, qué es la libertad, hasta ahora  el  bien  más  preciado  que  tiene  el  ser 

humano después de la vida. La prisión preventiva debe aplicarse a  aquellas personas que ya está compro‐ bado que son reincidentes en cometer  hechos delictivos; o que cometan otro  hecho  reñido  con  la  ley,  cuando  aún  todavía  tienen  un  proceso  penal  sin  concluir en los tribunales, pues enton‐ ces  sí  procede  la  prisión  preventiva  porque estamos ante una persona que  viene cometiendo delito tras delito, es  decir, un delito continuo. También  deben  ir  a  prisión  preventi‐ va,  aquellos  ciudadanos  y  ciudadanas  que  su  actitud  se  convierta  en  un  es‐ collo para el buen desarrollo de las in‐ vestigaciones  durante  el  proceso  pre‐ paratorio;  o  que  por  la  magnitud  del  hecho, aún teniendo arraigo probado,  puedan escaparse del país de manera  ilegal  (dada  la  fragilidad  de  nuestra  frontera),  a  sabiendas  que  les  espera  una condena de varios en forma irre‐ versible Pero a veces se observa a ciudadanos  y  ciudadanas  guardando  prisión  pre‐ ventiva por haber sustraído uno o dos  racimos de guineos en un campo cual‐ quiera  de  la  República  Dominicana,  y  cuando  se  analiza  el  caso,  es  obvio  que  mantener  esa  persona  en  prisión  por un caso de poca monta, le resulta  al Estado más costoso que el valor en  efectivo que pudieran tener el o los dos  racimos de guineos, lo cual casi siem‐ pre ocurre porque algunos Fiscales no  quieren  hacer  uso  de  las  soluciones  &(%#,$&%*@&+'3#'!-$4(*!%-+'7&,&'3#+!-$‐ gestionar  los  tribunales  de  casos  pe‐ queños  que  pueden  resolverse  extra‐ judicial, pero de este tema hablaremos  en una próxima entrega. Ministerio Público

77


PROCURADURÍA ROMPE SU PROPIO RÉCORD

EN MATERIA DE TRANSPARENCIA OBTIENE EL 98.5%  EN INFORME DE MONITOREO DE APLICACIÓN DE LA LEY 200‐04 SOBRE  ACCESO A LA INFORMACIÓN PÚBLICA

Berenice Barinas, Gladys Sánchez, Gladys Checo, Rodolfo Espiñeira, Rosanna Dalmasí y Sandra Santana del equipo de transparen‐ cia de la Procuraduría.

La  Procuraduría  General  de  la  Repú‐ blica  volvió  a  romper  su  propio  ré‐ cord de liderazgo en el tercer estudio  de   Monitoreo de Aplicación de la Ley  200‐04 sobre Acceso a la Información  ./0(*!&6' ,#&(*9&3-' &' 4*$&(' 3#(' 7&+&3-' año. En esta ocasión obtuvo el 98.5 puntos  7-,!#$%"&(#+6' (-' 1"#' (&' ,&%*4*!&' !-5-' la institución más transparente en esa  materia, con respecto a todas las insti‐ tuciones de la administración pública. El  procurador  general  de  la  Repúbli‐ ca,    Radhamés  Jiménez  Peña,  dijo  al  valorar  los  resultados  de  este  nuevo  informe  que  la  institución  que  dirige  tiene un compromiso ineludible con la  sociedad dominicana en su lucha con‐ tra la corrupción y la impunidad en el  país.  

78

Ministerio Público

Participación  Ciudadana  (PC),  que  auspicia  el  estudio,  procura  un  doble  *$%#,V+>' (&' #8#!%*@&' &7(*!&!*?$' 3#' (&' normativa,  y  en  segundo  orden  dar  cuenta del nivel de cumplimiento de la  ley  en  las  instituciones  destinatarias  de fondos públicos, implementado un  mecanismo  de  vigilancia  ciudadana  denominado  “Monitoreo  a  la  Aplica‐ ción de la Ley 200‐04”.  Para  ese  estudio,  realizado  en  sep‐ tiembre‐ octubre de 2009, la Comisión  de  Transparencia  de  PC  seleccionó  a  85 de las principales instituciones del  país, de las cuales, determinó, sólo 52  !"#$%&$'!-$'L4*!*$&'3#'<*0,#'W!!#+-'&' la Información. Se  valoraron  aspectos  como  la  in‐ formación  general  de  la  institución,  información  sobre  presupuesto  y  su  ejecución,  información  sobre  audito‐

,K&+6'#+%&3-+'4*$&$!*#,-+':'$?5*$&'3#' la institución.  En  ese  informe  fueron  plasmadas  las  experiencias  de  ciudadanos  que  han  hecho uso de la Ley 200‐04, en la exi‐ gencia del respeto al derecho de acce‐ so a la información.  Asimismo,  se  da  cuenta  en  términos  generales, del estado de aplicación de  la normativa sobre libre acceso a la in‐ formación pública, y de forma especí‐ 4*!&6'+#'!-57&,&'#('$*@#('3#'&7(*!&!*?$' de la misma en las distintas entidades  evaluadas. El  informe  fue  publicado,  en  espacio  pagado  a  través  de  los  medios  de  co‐ municación,  por  PC,  Acción  Ciudada‐ na, Fundación Institucionalidad y Jus‐ ticia, y otras entidades.


COORDINADOR

PARTICIPACIÓN CIUDADANA

CONSIDERA PROCURADURÍA EJEMPLO DE TRANSPARENCIA Dijo que la Procuraduría, además de colocar en su página web www.procuraduria.gov.do los concursos para el levantamiento de obras y ejecución de su presupuesto, “da detalles del más mínimo centavo que gasta de su presupuesto”. Contratación  Pública,  el  Instituto  Do‐ 5*$*!&$-' 3#' W@*&!*?$' A*@*(6' (&' L4*!*$&' Presidencial  de  Tecnología  de  la  In‐ formación  y  Comunicación,  así  como  el Ministerio de Industria y Comercio,  entre otras. Samir Chami Isa.

El coordinador general del movimien‐ to  cívico  Participación  Ciudadana,  Samir  Chami  Isa,  aseguró  que  la  Pro‐ curaduría  General  de  la  República  se  ha convertido en un ejemplo de trans‐ parencia  dentro  de  las  instituciones  públicas,  al  obtener  el  mayor  índice  3#']`;_S6'7-,'%#,!#,'&a-'!-$+#!"%*@-6' en el cuarto informe de monitoreo que  realiza  esa  entidad  para  determinar  cuáles  entidades  del  Estado  cumplen  con la aplicación de la Ley de Libre Ac‐ ceso a la Información Pública. Dijo  que  la  Procuraduría,  además  de  colocar  en  su  página  web  www.pro‐ curaduria.gov.do los concursos para el 

levantamiento de obras y ejecución de  su  presupuesto,  “da  detalles  del  más  mínimo  centavo  que  gasta  de  su  pre‐ supuesto”.

Dijo  que  este  índice  sirve  de  ejemplo  para  que  las  demás  instituciones  pú‐ blicas cumplan con la aplicación de esa  ley, y así transparentar todos los actos  en la administración pública.

Manifestó que cuando una institución  pública  facilita  las  informaciones  que  +#'(#'+-(*!*%&$6'#+'"$'&7-,%#'+*=$*4*!&%*‐ vo  para  la  lucha  contra  la  corrupción  administrativa.

Para  la  selección  de  las  instituciones  analizadas  se  tomó  en  cuenta  la  rele‐ vancia social de las funciones que des‐ empeñan y su presupuesto, y el mayor  número  de  información  que  incluyen  dentro de su página web.

Chami  Isa  informó  que  dentro  de  las  instituciones públicas que siguen a la  Procuraduría en mayor puntaje están,  la Dirección General de Impuestos In‐ ternos,  el  Seguro  Nacional  de  Salud  (SENASA),  la  Dirección  General  de 

Estudio Índice de Transparencia es el  cuarto sondeo que realiza la Comisión  de Transparencia de Participación Ciu‐ dadana con los auspicios de la Agencia  de los Estados Unidos para el Desarro‐ llo Internacional. Ministerio Público

79


PROCURADOR JURAMENTA A

JOHANNA REYES HERNÁNDEZ

NUEVA FISCAL DE LA VEGA RODOLFO ESPIÑEIRA LA POSESIONA El procurador general de la República,   Radhamés Jiménez Peña, tomó el jura‐ 5#$%-' ' &' (&' $"#@&' 7,-!",&3-,&' 4*+!&(' de La Vega, Johanna Isabel Reyes Her‐ nández. La  magistrada  Reyes,  de  27  años  de  edad, fue designada por el presidente  de  la  República,    Leonel  Fernández,  mediante  el  decreto  835‐09,  luego  de  ser elegida en un concurso interno en  el Ministerio Público. Sustituye en es‐ tas funciones a José Ramón Santos Sirí. La funcionaria es egresada de la carre‐ ,&' 3#(' )*$*+%#,*-' ./0(*!-' !-5-' 4*+!&(' adjunta luego de haber aprobado con  excelentes  resultados  el  programa  de  perfeccionamiento extraordinario que  imparte la Escuela Nacional del Minis‐ terio Público (ENMP).

PRESENTES Durante  el  acto  de  juramentación  en  el  despacho  del  procurador  estuvie‐ ron,  además,  el  director  de  la  ENMP,  Ramón  Emilio  Núñez;  el  director  del  Ministerio  Público,  Rodolfo  Espiñeira,  y los procuradores generales adjuntos,  primer y segundo sustituto del procu‐ rador general,  Ángel Castillo Tejada y  Frank Soto.  También la encargada de  Gestión  Humana  de  la  Procuraduría,  Rossanna Dalmasí. 

Fiscal de La Vega, Johanna Reyes Hernández

PONDERACIÓN DE RAMÓN   NÚÑEZ El  director  de  la  ENMP  resaltó  que  la  elección  de  la  magistrada  Reyes  Her‐ nández es un nuevo escalón en el pro‐

ceso  de  fortalecimiento  de  la  carrera  del Ministerio Público, tras el compro‐ miso  de  la  Procuraduría  con  la  insti‐ tucionalización.  Fue  un  proceso,  dijo,  riguroso, en el que se evalúo la compe‐ tencia. 

JURAMENTO DE COMPROMISO  “Asumo estas funciones siguiendo las directrices de la Procuraduría General de la República de combate a la criminalidad  -,=&$*9&3&':'+"'!-57-$#$%#'3#('$&,!-%,C4*!-6'&+K'!-5-'(&'3#(*$!"#$!*&'!-5/$'1"#'&8#!%&'(-+'!*"3&3&$-+;'G-5-+'+#,@*3-,#+' 7/0(*!-+b6'3*J-'(&'&0-=&3&6'8-,5&3&'#$'(&'.-$%*4*!*&'h$*@#,+*3&3'A&%?(*!&')&3,#':')&#+%,&'f.hA))E6''%,&+'+#,'J",&5#$%&3&' por Jiménez Peña en su despacho del Palacio de justicia del Centro de los Héroes.

80

Ministerio Público


E$)43'$")F/./3)\/&,>,1/A) nació en La Vega, a don‐ 1/)6(6(R)G$3#$)"-3)]^)$J-3B) llegando a cursar el séptimo  grado de educación media  en el colegio Agustiniano de  esa ciudad. En el año 2004  se inició en la Fiscalía de  Santiago como directora ad‐ 5(,(3#&$#(6$B)"+/%-)1(&/'#-&$) de litigación inicial, encarga‐ da del departamento de de‐

8")5$%(3#&$1-)F-1-"C-)839(J/(&$)9-3/3(-,$)$)"$),+/6$)@(3'$")1/)E$)O/%$7)_<3/&6$,)/") 9&-'+&$1-&))1/)"$)'-&#/B)OD'#-&)S-,A$"/A).)/")43'$")$10+,#-B)2$,+/")1/)I/3N3)L/,'(R,7

sarrollo organizacional y de 

ESPIÑEIRA LA POSESIONA

&/'/9'(R,).)'$"(4'$'(R,)1/)

<&' $"#@&' 4*+!&(' 3#' #+%&' 7,-@*$!*&' 8"#' posesionada  por  el  magistrado  Ro‐ dolfo  Espiñeira  Ceballos,  procurador  general adjunto, durante un acto cele‐ brado  en  el  Palacio  de  Justicia  de    La  Vega,  donde  los  presentes  resaltaron  las  cualidades  de  la  recién  designada  representante  del  Ministerio  Público  y la transparencia en el proceso de su  elección.

casos.  Tras graduarse en la  PUCMM,  hizo una maestría  en derecho constitucional  /,)"$)+,(6/&3(1$1)1/);$3#(""$) La Mancha, de España.

Proceso : 1.  ^@&("&!*?$' 3#' &$%#!#3#$%#+>' ' ^+‐ tudios  académicos  y  experiencia  laboral  dentro  del  Ministerio  Pú‐ blico. 2.  Datos de la evaluación de desem‐ peño de los participantes. 3.  Datos de evaluaciones académicas  a cargo de la Escuela Nacional del  Ministerio Público.

Elección por concurso El proceso de concurso interno de la Procuraduría Fiscal de La Vega para la elección de su titular conllevó una convocatoria a 19 fiscales adjuntos nacidos en ese municipio, 12 de los 19 optaron por participar en el concurso.

4.  Evaluación psicométrica. 5.  ^@&("&!*?$'3#'7#,4*('3#'7#,+-$&(*‐ dad 6.  Entrevista por competencias. De los 19 participantes, la persona se‐ leccionada, Johanna Reyes Hernández,  cumplió  satisfactoriamente  con  todos  los aspectos evaluados con un resulta‐ do superior a los demás participantes.

La  magistrada  Reyes  Hernández  fue  recibida con gran algarabía por jueces  y abogados que ejercen en la jurisdic‐ ción de La Vega. Espiñeira  Ceballos,    director  nacional  del Ministerio Público, resaltó las cua‐ lidades  profesionales    y  éticas  de  Re‐ yes Hernández y  dijo esperar que con 

su    integración  el  Ministerio  Público  recupere  el  lugar  que  le  corresponde  dentro del sistema judicial de La Vega. ^('8"$!*-$&,*-''#P2-,%?'&'(&'$"#@&'4*+!&(' de aquí a trabajar con transparencia y  con una estricta rendición de cuentas.

PALABRAS DE UN JUEZ  VEGANO En  tanto,    que  el  magistrado  Amauris  Pimentel,  juez  primer  sustituto  de  la  Corte de Apelación Penal, deseó éxitos  &'(&'J-@#$'4*+!&('#$'+"+'$"#@&+'8"$!*-‐ $#+':'3*J-'!-$4*&,'#$'1"#'2&,C'"$'#P!#‐ lente trabajo. Garantizó que como de costumbre, en  esa  jurisdicción  se  continuará  traba‐ jando  de  manera  unida  y  coordinada  contra el crimen. “Estamos juntos, por‐ que juntos somos más”.

ASISTENTES Al  acto  de  recibimiento  de  la  nueva  4*+!&('7&,&'+#,'7-+#+*-$&3&6''&+*+%*#,-$' Víctor  González,  procurador  general  de  la  Corte  de  Apelación;    Manuel  de  Jesús  Sención,  quien  se  desempeñó  !-5-' 4*+!&(' *$%#,*$-' 3#' <&' d#=&q' B&‐ món  Vásquez,  abogado  del  Estado;   Thalía  Goldberg,  directora  de  gestión  del  Ministerio  Público,  y  el  abogado  Juan Manuel Morel, secretario General  3#'WIL)W6'4*(*&('<&'d#=&; Ministerio Público

81


El ministro de Estado de Francia encargado de Cooperación y Francofonía, Alain Joyandet, y el procurador Rad‐ G$5H3)I(5H,/AB)"+/%-)1/)"$)4&5$)1/")'-,6/,(-7

GOBIERNOS DOMINICANO Y DE FRANCIA

ACUERDAN QUE RECLUSOS CUMPLAN

CONDENA EN PAÍS DE ORIGEN Los  gobiernos  de  República  Domini‐ !&$&' :' M,&$!*&' 4*,5&,-$' "$' !-$@#$*-' para  que  las  personas  sentenciadas  por la comisión de un delito en ambas  naciones  puedan  cumplir  condena  en  su país de origen.

El procurador general de la República  Dominicana,  Radhamés Jiménez Peña,  y  el  secretario  de  Estado  encargado  de  Cooperación  y  Francofonia,  Alain  T-:&$3#%6' 4*,5&,-$' #(' !-$@#$*-' que  se efectuó en el Palacio de Justicia del 

MINISTRO DE FRANCIA Y PROCURADOR JIMÉNEZ PEÑA

OBSERVAN NUEVO  MODELO PENITENCIARIO El  ministro  de  Estado  encargado  de  cooperación y francofonía de Francia,  Alain  Joyandet,  observó  junto  al  pro‐ curador general de la República, doc‐ tor Radhamés Jiménez Peña, los avan‐ ces del nuevo modelo penitenciario en  los  recintos  para  hombres  y  mujeres 

82

Ministerio Público

de Rafey, Santiago. En  el  centro  de  Rafey  Mujeres  están  internas  las  francesas  Celine  Fayé  y  Sarah Zaknoun, tras ser condenadas a  ocho años por violación a la Ley 50‐88  sobre  drogas.  Ambas  fueron  favoreci‐

Centro de los Héroes. El  documento  indica  además,  que  el  traslado puede ser rechazado si el Es‐ tado de condena considera que atenta  contra su soberanía, seguridad u orden 

das por el indulto presidencial y viaja‐ ron a sus país Francia. Durante el recorrido el magistrado Ji‐ ménez  mostró  al  funcionario  extran‐ jero  las  diferentes  actividades  de  for‐ mación,  educativas  y  recreativas  que  realizan  los  internos  de  Rafey  como  parte del programa de terapia ocupa‐ cional para su rehabilitación. Observaron  la  reparación  de  butacas  por parte de los internos, el cultivo de  hortalizas,y  otras  actividades  propias  del nuevo modelo penitenciario que se  implanta en la República Dominicana. 


Las internas francesas indultadas, Céline Faye y Sarah Zaknoun, junto a Alain Joyandet a su salida del Centro de Corrección y Re‐ habilitación Femenino de Rafey, en Santiago.

público,  o  si  el  imputado  no  cumple  con el pago de gastos, multas, repara‐ ción de daños y perjuicios o condenas  pecuniarias  de  cualquier  índole  im‐ puestas en la sentencia. Actualmente,  en  el  país  existen  unos  19 reclusos de origen francés, y en esa  nación  europea  hay  35  dominicanos  recluidos en sus penitenciarías. El  convenio  aplica  para  los  condena‐ dos que son nacionales del país donde  serán trasladados, y si no existen otros  procesos pendientes en la nación que 

lo  condena.  Además,  que  la  pena  por  cumplir  en  el  momento  de  recibir  la  solicitud de traslado sea por lo menos  de seis  meses, o si el condenado o su  representante legal, por razones de su  #3&3' -' #+%&3-' 4K+*!-6' #+%V' 3#' &!"#,3-' con el traslado. Igualmente,  señala,  que  los  gastos  de  traslado  se  aplicarán  al  Estado  que  recibirá el imputado con excepción de  los contraídos en la nación que conde‐ na,  y  la  persona  procesada  cumplirá  la pena impuesta según el orden jurí‐

dico de la nación donde es trasladada.  ^(' !-$@#$*-' #+7#!*4*!&' &3#5C+6' 1"#' los  documentos  entregados  por  cualquiera  de  los  dos  Estados  serán  remitidos  en  la  lengua  de  la  nación  que  los  envía,  acompaña‐ do  también  de  la  correspondiente  traducción  al  idio‐ ma del país receptor.

El señor Joyandet estuvo acompañado  del embajador de Francia en el país, y  de otros funcionarios franceses. Mientras  que  al  magistrado  Jiménez  Peña  lo  acompañaron  el  coordinador  nacional  del  nuevo  modelo  peniten‐ !*&,*-6' B-0#,%-' G&$%&$&q' (&' 4*+!&(' 3#' Santiago,  Yeny  Berenice  Reynoso;  los  miembros del Patronato Penitenciario,  Abraham Selman y Rosa Hernández de  Grullón, así como el senador de Santia‐ go, Francisco Domínguez Brito. El  ministro  francés  se  interesó  en  sa‐ ber cómo se sentían las internas peni‐

8")9&-'+&$1-&)F$1G$5H3)I(5H,/A).)!"$(,)I-.$,1/#)'-,6/&3$,)'-,)"$3)(,#/&,$3)/,)/") centro de Rafey.

tenciarias en ese recinto y les exhortó  a poner en práctica lo aprendido cuan‐ do cumplan sus penas.

W(' 4*$&(' 3#(' #$!"#$%,-' 7&,%*!*7&,-$' 3#' una presentación artística de dos de los  72 grupos artísticos que se han forma‐ do en el nuevo modelo penitenciario. Ministerio Público

83


UNIVERSIDAD JOHN JAY COLLEGE

OFRECE COOPERACIÓN PROFESIONAL A LA PROCURADURÍA

Incluye medicina forense y formación de fiscales RECTOR DE CENTRO  VISITA CCR‐FEMENINO DE NAJAYO Una delegación de la Universidad John  Jay College de Nueva York, encabezada  por su rector, Jeremy Travis, se reunió   con el procurador general dominicano,  Radhamés Jiménez Peña, a quien ofre‐ ció cooperación en materia forense, así  !-5-'#$'(&'8-,5&!*?$'3#'(-+'4*+!&(#+':' del cuerpo de Agentes de Vigilancia y  Tratamiento Penitenciario (VTP).  En el encuentro también fue acordado  que  la  universidad  colaborará  con  el  organismo  rector  del  Ministerio  Pú‐ blico en la reinserción de los internos  penitenciarios  a  la  sociedad,  según  lo  expresó el rector Travis.  Integraron  también  la  delegación,  los  profesores José Luis Morín y Lawren‐ ce  Kobilinsky,  y  el  embajador  de  las  Naciones Unidas y profesor de la Uni‐ versidad Fordham de Nueva York, Juan  Ávila.  El  procurador  Radhamés  Jiménez  le  planteó  que  estudian  la  posibilidad  de  crear  un  cuerpo  especializado  que  sirva  de  auxiliar  al  Ministerio  Público en sus investigaciones, para  lo cual le solicitó asesoría en ese sen‐ tido.  “La  creación  de  ese  organismo  sería  fundamental  para  fortalecer  el  trabajo  de  la  investigación  de  los  casos  complejos,  porque  no  habría  contaminación de pruebas, exclusio‐ nes, ni impunidad”, expuso. Se  refirió  al  avance  que  experimen‐ tan  las  diversas  áreas  de  la  institu‐ ción,  como  el  Instituto  Nacional  de  Ciencias  Forenses  (INACIF),  el  cual  dijo  se  ha  ido  consolidando  hasta  contar al día de hoy con una credibi‐ lidad incuestionable.  Igualmente,  se  refirió  desarrollo  profesional  de  los  fiscales  y  al  éxito  con  que  implementan  el  nuevo  mo‐

84

Ministerio Público

8")&/'#-&)1/)`,(6/&3(1$1)I-G,)I$.);-""/%/B)I/&/5.)K&$6(3B)&/'(</)/a9"('$'(-,/3)1+&$,‐ #/) 3+) 6(3(#$) $") ;;Fb@/5/,(,-) 1/) ?$0$.-7) E/) $'-59$J$,) F-</&#-) L$,#$,$) .) *$#&('($) Lagombra, entres otros.

delo de gestión penitenciaria.  La  Universidad  John  Jay  College  de  Nueva  York  ofrece  programas  de  for‐ mación  a  miembros  del  INACIF,  los  cuales,  de  acuerdo  con  el  máximo  re‐ presentante  del  centro  docente,  Jere‐ my Travis, serán reforzados.

VISITA  DE JEREMY TRAVIS A  D!E!FGHIJEBKB5 Jeremy  Travis    resaltó  los  aportes  del   Nuevo Modelo Penitenciario a la rein‐ serción  de  los  internos  a  la  sociedad.  A su juicio ese aporte comienza desde  los propios centros de corrección y re‐ habilitación  en  donde  los  internos  se  acogen  por  motivación  y  voluntad  a  los programas implementados por las  autoridades dominicanas.   Jeremy Travis  habló tras una visita al   Centro de Corrección y Rehabilitación 

Femenino de Najayo, San Cristóbal, al que  !&(*4*!?'3#'*57,#+*-$&$%#':'3#'*$!&(!"(&‐ ble valor para la comunidad dominicana.  Al mismo tiempo, felicitó a la Procuradu‐ ría General de la República y al gobierno  dominicano por tan auspiciosa y humana  iniciativa. El  catedrático,  quien  recorrió  cada  una  de las áreas del Centro en compañía del  procurador  general,  Radhamés  Jiménez  Peña,  y  Roberto  Santana,  director  de  la  Escuela Nacional Penitenciaria y coordi‐ nador  del  Nuevo  Modelo,  mostró  satis‐ facción al ver todas las facilidades de que  disponen las internas para su rehabilita‐ ción. Travis dijo que es alentador ver como el  personal de custodia y administrativo del  centro  realiza  sus  funciones,  resaltando  (-+'@&(-,#+'V%*!-+':'5-,&(#+6'1"#'&'4*$'3#' cuentas  impactarán  de  manera  positiva  en la rehabilitación de las internas.


EN 2009 DEPARTAMENTO DE PROPIEDAD INTELECTUAL,

REFUERZA LABOR CONTRA LA PIRATERÍA cio Electrónico de la Procuraduría, que  dirige el magistrado Pedro Féliz Mon‐ tes de Oca, el pasado año 2009 realizó  operativos de inspección de lugares en  todo el territorio nacional, incautando  equipos  electrónicos,  entre  ellos,  CPU  e  inversores,  obras  pictóricas,  libros,  CD’s,  videogramas  (DVD)  y  tabacos.  Las  incautaciones  se  realizaron  en  diferentes  comercios,  vendedores  in‐ formarles  y  distribuidores  en  sentido  general.

Pedro Féliz Montes de Oca

El  Departamento  de  Propiedad  Inte‐ lectual,  Telecomunicaciones  y  Comer‐

Conjuntamente  con  la  cooperación  informativa  de  empresas  internacio‐ nales,  como  HBO  OLE  y  MICROSOFT  CORPORATION, efectuó operativos de  incautación de equipos, tanto satelita‐ les como computacionales, a empresas  nacionales  infractoras  en  diferentes  ciudades del país, con la colaboración  del Instituto Dominicano de las Teleco‐

municaciones  (INDOTEL)  y  el  Depar‐ tamento de Investigación de Crímenes  y Delitos de Alta Tecnología de la Poli‐ cía Nacional. El pasado año también fue presentada  la  Comisión  Interinstitucional  para  el  Combate de los Delitos de Alta Tecno‐ logía  (CDAT),  organismo  que  preside  el magistrado Féliz, en representación  de la Procuraduría General de la Repú‐ blica, designado en esas funciones por  el titular de la institución,  Radhamés  Jiménez, mediante el Auto número 41. Esa comisión tiene como misión coor‐ dinar y cooperar con gobiernos e insti‐ tuciones nacionales y extranjeras para  prevenir y reducir la comisión de actos  ilícitos  de  alta  tecnología  en  la  Repú‐ blica Dominicana y el resto del mundo,  de manera conjunta con la entidad na‐ cional competente.

JIMÉNEZ PEÑA HACE 

PITCHEO DE HONOR EN PARTIDO GIGANTES Y ESCOGIDO

cinco  que  deben  obtener  para  coro‐ narse como campeones nacionales de  la serie.

El procurador general de la República,  Radhamés Jiménez Peña, fue el invita‐ do especial para realizar el pitcheo de  honor en el séptimo juego de la serie  4*$&('3#('%-,$#-'$&!*-$&('3#'0V*+0-('*$‐ vernal entre Gigantes y Escogido, cele‐

brado en el estadio Julián Javier de San  Francisco de Macorís.  En  el  partido,  los  Gigantes  del  Cibao  derrotaron  a  los  Leones  del  Escogido  2‐0  para  anotarse  cuatro  victorias  de 

Junto  a  Jiménez  Peña  estuvieron,  el  procurador  de  la  Corte  de  Apelación  de  San  Francisco  de  Macorís,  Amado  José Rosa; el senador por la provincia  Duarte, Amílcar Romero; el presidente  y  gerente  de  los  Gigantes,  Laurentino  Genao y Candy Maldonado, respectiva‐ mente, y José Aníbal García, miembro  del  Consejo  Directivo  de  ese  equipo,  entre otros. Ministerio Público

85


RD SOLICITA A ESTADOS UNIDOS

ASIGNAR DEFENSOR A PELOTERO CRIOLLO Y CONMUTAR PENA DE MUERTE POR CADENA PERPETUA El gobierno dominicano solicitó  a las  autoridades judiciales  de los Estados  Unidos,  proporcionar  un  defensor  público  al  pelotero  dominicano  Fabio  Gómez,  condenado  a  la  pena  capital  por un tribunal de Texas, y procurar la  variación de la sanción aplicada al de‐ portista criollo. 

diferentes  equipos,  manteniendo  du‐ rante  toda  su  vida  de  jugador  profe‐ sional los más altos estándares, indica  Jiménez Peña en la carta.   “Tenemos entendido, además, que se  trataba  de  un  ciudadano  sin  antece‐ dentes  criminales  previos,  y  con  una  labor  social  de  mucho  valor,  pues  es‐ tuvo involucrado en trabajos con niños  desprotegidos en su país de origen, Re‐ pública Dominicana”.

La solicitud fue tramitada por el procu‐ rador general de la República, Radha‐ més Jiménez Peña, a su homólogo es‐ tadounidense, Eric Holder, atendiendo  a  una  preocupación  del  gobierno  y  la  sociedad dominicana, donde no existe  la pena de muerte y la pena máxima es  30 años de reclusión.  

“En mi calidad de Procurador General de la República Dominicana, por esta vía le solicito interponer sus buenos oficios ante la gobernadora del Estado de Arizona, señora Jan Brewer, a los fines de procurar la conmutación de la pena capital que recae sobre el señor Fabio Gómez”, indica Jiménez Peña en una carta enviada a Holder. El  procurador  explicó  que  el  Estado  dominicano y la Procuraduría General  se han mantenido dando seguimiento  al caso del señor Fabio Gómez, hacien‐ do  diligencias  por  medio  de  la  Canci‐ llería para conocer el estatus actual del  proceso. En ese sentido, precisó que tenían cono‐ cimiento  de  que  le  han  sido  asignados  dos defensores públicos para su defensa  en este caso, quienes no se reúnen con  su defendido desde el año 2007. “Desconocemos  las  razones  por  las  cuales su derecho legítimo de defensa 

86

Ministerio Público

Fabio Gómez.

haya podido haber estado en riesgo, en  vista de lo cual le reiteramos conside‐ rar el cambio de pena a cadena perpe‐ tua, so pena de cometer una injusticia  irremediable,  como  sabemos  ha  ocu‐ rrido en múltiples casos”, manifestó. Fabio  Gómez  fue  un  reconocido  juga‐ dor  de  beisbol  de  Grandes  Ligas  para 

Resaltó  que  en  reiteradas  ocasiones  ha manifestado su rechazo a la impo‐ sición  de  ese  tipo  de  penas,  ya  que  si  hoy proclaman como valor supremo la  dignidad de la vida humana, no sólo en  el ámbito moral, sino también en el ju‐ rídico, “es incoherente que en la prác‐ tica  violen  ese  derecho  fundamental  por  medio  de  mecanismos  institucio‐ nalizados” indicó Jiménez Peña. Fabio  Gómez  está  condenado  por  el  asesinato  de  la  ciudadana  estadouni‐ dense Joan Morane, 36 años. Lleva 10  año de prisión, a la espera de que se le  aplique la pena capital.


Ministerio PĂşblico

87


www.procuraduria.gov.do 88

PROCURADURĂ?A GENERAL DE LA REPĂ&#x161;BLICA SANTO DOMINGO, REPĂ&#x161;BLICA DOMINICANA Av. JimĂŠnez Moya esq. Juan Ventura SimĂł, Centro de los HĂŠroes Constanza, MaimĂłn Z&TUFSP)POEP %JTUSJUP/BDJPOBMr5FM

Ministerio PĂşblico


No. 15