Issuu on Google+

REPÚBLICA DOMINICANA PROCURADURÍA GENERAL DE LA REPÚBLICA

Palabras del Dr. Radhamés Jiménez Peña, Procurador General de la República, en ocasión de la presentación de las Memorias de Gestión correspondientes al período Agosto 2006-Agosto 2011. 11 DE AGOSTO DE 2011 AUDITORIO PGR

Saludos protocolares,

En cinco años que llevamos al frente de la Procuraduría General de la República, hemos trabajado sin descanso junto a un magnífico equipo para fortalecer en todos los órdenes la eficacia del Ministerio Público, en la defensa de los derechos ciudadanos y las garantías legales.

Para sostener ese esfuerzo, hemos creado todos los mecanismos que autoriza la ley para capacitar al personal, especializar la acción pública y avanzar con todos los adelantos técnicos en la prevención, persecución y castigo de los crímenes que atentan contra el disfrute pleno de los derechos sociales, políticos y económicos de que gozan todas las sociedades democráticas del mundo.


Orientados por las certeras convicciones democráticas del presidente Leonel Fernández Reyna, desde la Procuraduría hemos revolucionado la generalidad de las prácticas en el sistema carcelario, en la prevención de los daños al medio ambiente, en el fraude energético, la violencia intrafamiliar y de género, el crimen organizado, el maltrato a niños, niñas y adolescentes, entre otros.

Para garantizar que estas y otras acciones envíen un mensaje inequívoco a la delincuencia y la violencia criminal, hemos adoptado las líneas y las acciones que han resultado decisivas para demostrar que cuando existe la firme decisión de hacer respetar la ley, cuando se cuenta con un equipo humano que comparte y vive esa práctica, y lo más importante aun, cuando desde el Poder Ejecutivo se irradia confianza y respaldo total a esta praxis, el éxito está asegurado.

No queremos exaltar sobremanera los resultados obtenidos al frente del Ministerio Público en estos cinco años de gestión, pero no podemos dejar de reconocer y felicitar a todos los profesionales que han empeñado sus conocimientos, su energía, su honradez y su confianza para formar un equipo


formidable que ha sido capaz de caminar codo a codo con todos los ciudadanos en el esfuerzo de sostener el Estado Democrático de Derecho y el respeto a la autoridad y la ley.

Lejos de sentirnos satisfechos por los logros alcanzados hasta hoy, tenemos todavía el desafío de dar mucho más, en el sentido

de

seguir

sentando

las

bases

para

que

la

institucionalidad pujante que está a la vista de todos, cada día se fortalezca y cobre mayor vigor.

Por eso hemos impulsado el Plan Estratégico del Ministerio Público para el período 2010-2015, con sus ocho grandes objetivos estratégicos, con la finalidad de guiar la actuación de la institución en los próximos cinco años.

El Plan Estratégico garantiza liderar la política contra la criminalidad, incrementar la eficacia de la investigación penal y fortalecer las respuestas ante crímenes especializados, la corrupción administrativa y fraudes, y mejorar la calidad del servicio al ciudadano.

Además, busca asegurar la atención y protección eficaz a víctimas y testigos, favorecer la reinserción social de las


personas privadas de libertad, promover la profesionalización de los miembros del Ministerio Público, así como adaptar la estructura y la gestión a la nueva estrategia.

Como se puede advertir, en todas estas áreas hemos hecho grandes avances, pero igualmente nos hemos puesto nuevos retos para consolidar los éxitos y marcar un camino continuo de logros tangibles.

Podemos señalar muchos objetivos y metas hechas realidad en esta gestión, pero todos se reducirían a la nada si por alguna razón desmayamos en sostener la calidad de los servicios, la seriedad de la investigación y el compromiso ineludible con la sociedad.

Si bien por ser el modelo de transparencia entre todas las instituciones públicas, la Procuraduría ha ganado enorme prestigio entre la ciudadanía; si por impulsar un Nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria somos un paradigma en gran parte del mundo, entre otras razones, nuestro compromiso es nunca dejar caer esos méritos, fortalecerlos y extenderlos a todas las áreas de trabajo diario.


Gracias al equipo que me acompaña, a la audacia y al esfuerzo que realizamos cada día, hoy podemos decir con modestia pero con alegría, que hemos hecho todo lo posible por responder con los hechos a la esperanza que ha puesto en nosotros el presidente Leonel Fernández, inspirado en servir a los intereses de todos/as los/as dominicanos.

Las principales acciones emprendidas durante esta gestión son recopiladas en estas memorias institucionales, las cuales están enfocadas de manera especial en las áreas que mayor incidencia han tenido en la mejora de los mecanismos de prevención y persecución del delito en República Dominicana.

En primer orden, se resalta la labor desarrollada en torno a la instauración del Nuevo Modelo de Gestión Penitenciaria en el país,

y con ello, el trabajo de la

Escuela Nacional

Penitenciaria (ENAP), como entidad que responde por el diseño y conducción de los programas de formación, capacitación, perfeccionamiento y evaluación del personal del Sistema Penitenciario Nacional.

Otra dependencia de la Procuraduría que presenta grandes


avances es la Escuela Nacional del Ministerio Público (ENMP), institución que ha cumplido satisfactoriamente con la responsabilidad de desarrollar programas de capacitación adecuados a las necesidades y exigencias de una sociedad cada vez más compleja como la nuestra. El plan de capacitación de esa entidad académica ha estado orientado a la transferencia de destrezas y habilidades que han impactado positivamente en la labor del fiscal. Asimismo, ha ido desarrollando otra área que si bien no se trata de su actividad central, es vital para el fortalecimiento de las labores que desarrolla, así como para la contribución

al

debate

académico

y

al

conocimiento

institucional: el área de políticas públicas, investigación y análisis.

Dentro de las acciones de la presente gestión, se destaca, además, la instalación de unas 14 Unidades de Atención a Víctimas de Violencia de Género, Intrafamiliar y Delitos Sexuales, que funcionan en diferentes puntos del país bajo la dirección de la Procuraduría General Adjunta para Asuntos de la Mujer. Esos centros han sido instalados en base a un modelo integral de atención a las víctimas y agresores en todo el territorio nacional, focalizando los puntos críticos regionales de violencia de género e intrafamiliar.


Otras importantes iniciativas, son las siguientes:

Puesta en funcionamiento del Nuevo Modelo de

Gestión de Fiscalía, cuya finalidad es transformar los aspectos gerenciales, organizativos, metodológicos, de infraestructura física y tecnológica, así como los sistemas de indicadores de gestión y desempeño institucional en las diferentes fiscalías del país. El total de las fiscalías del país, a excepción del Distrito Nacional, La Provincia Santo Domingo y Santiago, funcionan bajo el nuevo modelo.

Proceso de certificación de fiscalías: La licenciada

Thalía Goldberg, Directora de Gestión, dirige este proceso, por

el

que 18

fiscalías

han

recibido

reconocimientos por mantener altos estándares de calidad en el servicio que ofrecen a la ciudadanía. Los reconocimientos fueron otorgados como resultado del último proceso de evaluación que terminó en agosto del 2010 y cuyos datos fueron procesados después de esa fecha, luego de que fueran levantadas las informaciones correspondientes. Estas fiscalías reconocidas son:


Azua, Bahoruco, Constanza, Dajabón, San Francisco de Macorís, El Seibo, Elías Piña, Espaillat, La Romana, María Trinidad Sánchez, Pedernales, Puerto Plata, Samaná, San José de Ocoa, San Juan de la Maguana, Sánchez Ramírez, Valverde, y Villa Altagracia.

Implementación del Proyecto Justicia Siglo XXI,

herramienta aplicada desde finales del año 2006, en la cual se apoya el Ministerio Público para la preparación y desarrollo de las actuaciones que permitan procesar los casos penales que ingresan a las fiscalías.

Fortalecimiento del Instituto Nacional de Ciencias

Forenses (INACIF), concebido como un organismo superior de investigación científico-técnico, dirigido a analizar las evidencias relacionadas con los crímenes y delitos, permitiendo garantizar la legitimidad de los procesos judiciales. Ese organismo cuenta actualmente con un personal integrado por 14 médicos legistas, ocho médicos legistas forenses, tres psicólogas forenses, cuatro ginecólogas forenses, una odontóloga forense, dos

morgueros

y

seis

auxiliares

de

médicos

forenses. Las secciones Balística y Documentoscopía


disponen de tres analistas forenses cada una. Mientras que las de Serología, ADN y Toxicología cuentan con dos, y el Departamento de Sustancias Controladas dispone de cuatro.

En cuanto al proceso de consolidación de la

transparencia en la administración pública, se instauró la primera Oficina de Acceso a la Información Pública con el objetivo de brindar un servicio permanente y actualizado de acceso a los documentos públicos, logrando que la Procuraduría obtuviera, por cuatro años consecutivos, el primer lugar en la evaluación que anualmente realiza el movimiento cívico Participación Ciudadana, junto a Transparencia Internacional, para determinar cuáles instituciones cumplen con ese mandato y brindan mayor información. Asimismo, a través de la nueva página web de la Procuraduría, cualquier ciudadano puede acceder a información pública actualizada, como la ejecución presupuestaria, nóminas, desembolsos por cuentas bancarias, proyectos institucionales,

relación

de

activos,

compras,

beneficiarios de programas asistenciales, declaraciones juradas, vacantes, entre otras, de una manera fácil, veraz


y oportuna, logrando configurar un nuevo modelo de gestión de servicios públicos enfocado en la satisfacción del usuario.

Estas

memorias

posicionamiento

recogen

también

internacional

del

el

impacto

Ministerio

del

Público

dominicano, alcanzado por sus avances en términos de profesionalización e institucionalidad en el ámbito de Iberoamérica.

Finalmente,

se

resaltan

los

logros

obtenidos

por

la

Procuraduría General para la Defensa del Medio Ambiente y los Recursos Naturales, la Coordinación Nacional de Niños, Niñas, Adolescentes y Familia, la Procuraduría General Adjunta para el Sistema Eléctrico, el Departamento de Propiedad

Intelectual,

Telecomunicaciones

y

Comercio

Electrónico, la Dirección General de Prisiones, así como la Unidad del Ministerio Público Antilavado de Activos, la cual se ha dedicado fehacientemente a perseguir los casos de lavado de activos en todo el territorio nacional.

El propósito que anima a la Procuraduría a recopilar los


diferentes proyectos impulsados durante estos cinco años, ha sido el de promover las buenas prácticas dentro del sistema de administración pública, así como transparentar lo que ha sido la gestión institucional del Ministerio Público, cuyas experiencias, sin lugar a dudas, servirán de base para la continuidad y desarrollo de futuros proyectos en beneficio de la sociedad.

Agradezco el apoyo de todas las dependencias del Ministerio Público en la construcción del nuevo perfil que le ha asegurado un posicionamiento privilegiado a nuestra institución. Los logros que hoy mostramos a la comunidad dominicana son los de un equipo de hombres y mujeres que en todo el territorio nacional trabajan sin cesar brindando el servicio público que nos asignan la Constitución y las leyes. A todos mi agradecimiento eterno.

El Ministerio Público tiene por delante retos muy importantes en el camino de su consolidación institucional. La ruta crítica ha sido trazada por la Constitución de 2010 y por la recientemente promulgada Ley Orgánica del Ministerio Público. Estoy seguro de que con las nuevas regulaciones el Ministerio Público resultará fortalecido y con él todo el


sistema de justicia dominicano, para bien de la democracia, de la protecciĂłn de los derechos de las vĂ­ctimas y del Estado social y democrĂĄtico de derecho.

Muchas gracias.


Palabras en ocasión de la presentación de las Memorias de Gestión a Agosto 2006 - Agosto 2011