Page 37

salud Las medicinas del futuro son biológicas

La lucha contra el cáncer es uno de los principales usos que se les da a los biomedicamentos, pues son tan especializados que son capaces de identificar células dañadas de las buenas, por lo que atacan a las cancerígenas y dejan al resto en buenas condiciones

Pero, ¿qué diferencia un remedio normal de los biomedicamentos? Varias cosas, pero lo básico es que los biotecnológicos son aquellos que se obtienen a partir de un microrganismo vivo y son compatibles con el cuerpo humano. Su composición es más compleja que las de una píldora de aspirina, si se toma como ejemplo, pues son largas -larguísimas- cadenas de proteínas que conforman células. Técnicamente no es la primera vez que se emplean seres vivos microscópicos o células con la intención de mejorar la salud. Las vacunas, por ejemplo, son microorganismos debilitados que desde 1796 se usan para preparar al cuerpo para defenderse de un “ataque” real de alguna enfermedad. Pero los medicamentos biotecnológicos resultan de investigaciones muy específicas que pueden durar más de 20 años y suelen tener un rango de acción focalizado, tan puntuales que se les conoce como “terapias diana”. El primer medicamento de este tipo en usarse fue la insulina.

Enfermedades en la mira Los males más comunes que se son atacan con biomedicamentos de el o com er cánc de varios tipos n colo no, uteri lo cuel io, ovar a, mam noy recto, de pulmón y el linfoma rroHodgkin. Pero también se desa para clase llan tratamientos de esta iasis, psor a, asm artritis reumatoide, diabetes y hepatitis C, cuyos avan a carg la r baja iten perm ces no solo viral sino también la aniquilación del virus.

72

Curar sin daños colaterales La lucha contra el cáncer es uno de los principales usos que se les da a este tipo de medicinas pues son tan especializadas que son capaces de identificar células dañadas de las buenas, por lo que atacan a las cancerígenas y dejan al resto en buenas condiciones para que puedan ayudar en la recuperación del enfermo. Esa es una de las diferencias primordiales respecto a tratamientos tradicionales como la quimioterapia y la radioterapia, que suelen ser efectivas para eliminar los tumores pero en ese proceso también dañan células sanas. “La quimioterapia actual va a todas las células. Con estas nuevas terapias el medicamento va directo a estas células con marcadores de anticuerpos. De esa manera, solo ataca células dañadas y no perjudica a las buenas”, explica Thomas Schreitmüller, director de Políticas Regulatorias y Estrategias de Biológicos de Roche. ¿Cómo saben cuál es el enemigo y cuál célula es benigna? Los biomedicamentos son capaces de reconocer los anticuerpos “pegados” a las células cancerígenas y que funcionan como señales de alerta. Al encontrar esos marcadores, el remedio solo ataca esas células.

Además, varios de los inmunosupresores que evitan que un paciente trasplanta do rechace al órgano nuevo tambié n son biomedicamentos.

Terapia personalizada Como el sistema inmunológico de cada cuerpo humano reacciona distinto, no todo el mundo responde igual a la quimio y a la radioterapia. En el caso del cáncer, los biomedicamentos trabajan sobre tumores que segregan cierto tipo de anticuerpos, por lo que es posible saber de antemano si le sirve a ese paciente o no. Eso ayuda a evitar la exposición innecesaria a químicos que no curarán. “Entre 20 y 75% de los pacientes no reciben el tratamiento más eficaz para ellos. Esta nueva visión ayuda a minimizar los efectos secundarios y mejorar las posibilidades de éxito del tratamiento curativo”, aclara Fermín Ruiz, gerente global de Asuntos Regulatorios de Roche, uno de los laboratorios productores de estos tratamientos. Agregó que más de 100 mil muertes anuales en Estados Unidos se deben a reacciones adversas a medicamentos.

Así como hay pacientes que no responden a la quimio, otros no son candidatos para estos tratamientos. Por eso, los médicos señalan que estos productos no reemplazan a las opciones tradicionales, que se siguen utilizando con la misma frecuencia, pero que se cuenta con más opciones a la hora de escoger el mejor remedio para cada quien.

Estrategias variadas No todos los biomedicamentos hacen lo mismo. Aunque todos intentan sanar, cada uno toma una vía diferente. Hay algunos que destruyen las venitas que alimentan a los tumores, de manera que al no tener riego sanguíneo se muera por sí solo. Otros se asocian con las células asesinas (parte del ejército del sistema inmunológico humano) para acabar con las células potencialmente dañinas como las del cáncer. También hay toxinas para reforzar ese ataque natural del organismo a las amenazas a la salud.

No todos los biomedicamentos hacen lo mismo. Aunque todos intentan sanar, cada uno toma una vía diferente

Estética y Salud ABRIL 2012 - -MAKEUP  
Estética y Salud ABRIL 2012 - -MAKEUP  

Maquillarse es un arte y un valioso medio de expresión que habla de la personalidad y del estado de ánimo de quien lo lleva. Definitivamente...

Advertisement