Page 1


0 4 - 'es-ES''es-ES' -> 'es-ES'

Esp Eng

Jueves 7 de Julio de 2011

Fasenuova

Share Me gusta

1

0

La política del ruido y el lado oscuro de la máquina Su primer álbum como Fasenuova, “A La Quinta Hoguera”, es una de las grandes realidades del underground español de hoy, un álbum de tonos industriales, sonidos sintéticos chirriantes, sensación pagana y trasfondo ocultista que se merece tu atención.

Más vistos

Por Luis M. Rguez Después de años de maduración underground, de desarrollo a la sombra de la acción ruidista y la investigación en materia de pulsos sintéticos y rítmica industrial, los asturianos Ernesto Avelino y Roberto Lobo, alma bicéfala de Fasenuova, acaban de entregar ese disco que debería ponerlos en boca de todos. “A La Quinta Hoguera” (Discos Humeantes, 2011) cristaliza un largo proceso de investigación y depuración iniciado hace ya más de un lustro (una década, si atendemos a sus anteriores proyectos, juntos o por separado). Partiendo de unos postulados que entroncan con la más áspera tradición industrial, Avelino y Lobo han hecho crecer su música hacia formas más concisas, despojadas, contenidas y sutiles. Dosificando la tensión, jugando con timbres y dinámicas, los nuevos Fasenuova consiguen crear un enorme abanico de matices (sonoros y emocionales) a partir de la combinación de muy pocos elementos (afiladas cajas de ritmo, rugosos sintes monofónicos, amplis y micros, básicamente). Su música es electrónica airada y es pop oblicuo, es tensión y corazón, atmósfera e impulso rítmico, acción física y contemplación solemne. En su mundo uno puede ver rastros de pioneros industriales como Throbbing Gristle o Esplendor Geométrico, trazas del dark-folk pagano de Current 93 y el ocultimo esotérico de Coil, estrategias rítmicas cercanas a las de agentes de la más aventurera nueva ola alemana como Liaisons Dangereuses o los primeros Der Plan, o ejercicios de arquitectura analógica que no desentonarían al lado de exploradores del entorno neo-kosmische como Dylan Ettinger, Umberto o Rene Hell. A eso hay que sumar unos textos cargados de misterio, capaces de crear confusión e intriga a partir del uso de palabras inventadas, de juegos de permutación silábica, distorsiones léxicas o acentos impostados. Los misterios de una naturaleza mágica, insondable, o las pulsiones más primarias del homo urbanus alimentan de imágenes unas canciones que encierran en su interior muchos más secretos de los que a primera vista podría parecer. Quien quiera probar su música puede escuchar y descargarse “A La Quinta Hoguera” desde aquí. Aunque avisamos, la cosa suena aún mejor en vinilo. Este viernes, 8 de julio, Fasenuova estarán actuando en Madrid. La cita es a partir de las 22:00 horas en el Nasti, como plato fuerte de un nuevo aquelarre impulsado por las buenas gentes de Montaña Sagrada. Si andas ese día por la capital y disfrutas de lo volúmenes altos y las emociones fuertes, haznos caso y no te pierdas a Fasenuova.

1

Modernillos de Mierda Panfleto anti-hipster por entregas. ...

2

The Secret Society “Peores Cosas Pasan En El Mar”, ...

3

Vs. The (Pop) World Por Juan Manuel Freire

4

Apparat Cosas que hacer en México cuando ...

5

PG Podcast 049 Kigo & Ho$oi

6

Santiago Latorre “Eclíptica”, en streaming

7

John Foxx Guía del usuario para el nuevo ...

8

M83 La banda sonora para escaparse al ...

9

Lunice Posiblemente, el DJ más divertido ...

Crítica: “A La Quinta Hoguera”

10

Fiesta Desparrame Nitsa, 01/10/11: el club de la ...

11

CANT La esponja que lo absorbe todo

12

Justice La desconcertante transición del ...

13

PG Podcast 048 Jacaszek

14

Steve Jobs El mundo se queda sin su mayor ...

15

The Field El loop de la vida

16

PG Podcast 050 Deaf Center

17

Chris & Cosey Otras maneras de recordar los 80

18

Los Planetas Una charla con Diego A. Manrique ...

19

Jeffrey Lewis “A Turn In The Dream-Songs”, en ...

20

Unsound Es casi una experiencia religiosa

21

PG Podcast 051 Red Bull Music Academy presenta… ...


¿Dónde os encontráis ahora mismo, mientras contestáis a estas preguntas? En casa de Roberto, en Mieres, viendo en directo los enfrentamientos en Grecia, 29 de junio de 2011. Si en este preciso instante miráis a vuestro alrededor, ¿qué veis? La pantalla del ordenador y algunos de nuestros instrumentos puestos sobre una mesa. Y si os asomáis a la ventana más cercana, ¿cuál es la vista? El Picu Seana, la Autovía A66, el Ríu Caudal y las estaciones de Renfe y de Feve. Por algo Mieres se llama Mieres del Camín. ¿Qué os sugiere esa vista? Mieres del Camín, El Picu Seana que “va tiempu que nun subimos”, los coches y el “ruíu” que meten al pasar corriendo. Como ha quedado claro, vivís en Mieres, municipio de la cuenta minera asturiana. Me gustaría saber hasta qué punto ese entorno ha tenido (o no) una influencia en la concepción musical de Fasenuova. Pienso en las cualidades naturales del enclave, rodeado de montañas y de verdes salpicados de paisajes postindustriales, tanto como en su historia socioeconómica y sociopolítica. Por ejemplo, leo que durante la revolución de 1934, Mieres fue uno de los núcleos del estallido. “Coyones y dinamita” fue el grito de guerra de los insurrectos entonces. El declive de la industria siderúrgica y la minería de la zona durante los 70 también ha tenido que dejar marca en el carácter de la gente de la región. ¿Veis rasgos de ese entorno y de ese carácter en vuestro acercamiento al ejercicio sonoro como Fasenuova? Sería imposible que el entorno no hubiera condicionado y mucho nuestras vidas, y que este hecho no se viese reflejado de un modo u otro en nuestro trabajo. Pero a la hora de crear, nosotros partimos de posiciones totalmente fantásticas, generadas en nuestra adolescencia y juventud, con elementos totalmente externos a este entorno. Todas las condiciones culturales y sociopolíticas de Mieres y de Asturies están presentes en un primer plano en nuestras vidas, pero a la vez hemos mirado, hemos tenido que mirar, en otra dirección totalmente distinta. Nuestras familias son mezcla de mineros y metalúrgicos que participaron activamente en la revolución de 34, alguno de ellos murió en el levantamiento. Ambos tenemos padres asturianos y madres venidas de Galicia y Andalucía, respectivamente. Al menos durante la década de los 90, Mieres adquirió cierta relevancia dentro del conjunto de la escena independiente nacional como cuna de una serie de grupos dedicados al punk, al pop y al rock de inclinación sixties, gente como E-330, La Ruta o Los Nervios. En mitad de ese panorama y de esa tradición musical, ¿cómo encaja una propuesta como la de Fasenuova? En vuestras anteriores formaciones, bastante más ruidistas, ¿había algo de reacción contra el medio (incluyendo en el medio a las bandas que os rodeaban por aquel entonces)? Muchos de los miembros de esas bandas son nuestros amigos. Nosotros hacíamos algo que a ellos no les gustaba y de lo que se mofaban bastante, pero ya habíamos contactado muy pronto con la escena electrónica española y nuestro camino iba a otra velocidad, y también por otros derroteros. Conocimos todo lo que nos gustaba a edades muy tempranas de nuestra vida, y lo demás nos daba igual. Teníamos una especie de caparazón exterior que llamábamos “el plumífero”; cosas de adolescentes. Salíamos de casa de escuchar a los Residents y nos íbamos a ligar a discotecas donde ponían música comercial. Nos sentíamos seres distintos rodeados de gente que no imaginaba tan siquiera nuestros gustos. Eran nuestros amigos, los queríamos, compartíamos locales de ensayo, pero su música tampoco nos gustaba, y nos mofábamos también bastante de ellos, todo hay que decirlo. Lo que pasa es que la gente de por aquí es muy especial, y siempre nos llevamos bien de todas formas. Aunque sí hemos de reconocer cierta actitud sonora beligerante, desde nuestra posición de aislamiento total durante muchos años, como reacción al entorno musical.


¿Cómo está la cosa musical en la zona a día de hoy? Mieres forma parte de las Cuencas Mineras, una zona castigada por sucesivas crisis. Todavía hay gente con mucho potencial, pero la mayoría se ha tenido que ir a otras partes. Es casi imposible dar conciertos, no existen locales de ensayo públicos, a pesar de ser una reivindicación que las bandas, paradójicamente muchas, llevamos reclamando desde hace más de 20 años. No hay ayudas de ningún tipo y los que ostentan el poder pertenecen a generaciones que todavía están totalmente contaminadas por el franquismo. Aquí se necesita un espíritu muy sano y tener una capacidad de concentración grande para poder centrarte en tus creaciones sin ponerte a hacer rap metiéndote con todos estos indeseables. ¿Disfrutáis de vuestra condición de grupo periférico, alejado de los núcleos generadores de buzz en materia musical, o sentís esa distancia como un handicap? Disfrutamos de vivir en Asturies, aunque nos duela tanto Asturies, pero no encajamos en eso que dices de periféricos, porque cuando éramos niños Mieres era Nueva York para nosotros, y Spiderman saltaba de rascacielos en rascacielos en nuestra imaginación. Contadnos cómo os conocisteis y qué fue lo que os unió en un primer momento. Cuando nos conocimos los dos habíamos leído a Shakespeare y a Cervantes. Eso nos dio mucho material de conversación las primeras veces que coincidimos. Además, los dos teníamos inclinación a trabajar con el sonido de forma parecida: micros pitando, amplis forzados hasta la extenuación, hasta que echaran humo, y cosas así. La economía de medios de la que soléis hacer gala en Fasenuova, ¿era una premisa a la hora de poner en marcha el proyecto o el set up que usáis viene determinado por la disponibilidad de medios en cada momento? Siempre usamos todos los medios que tenemos a nuestro alcance, cuantos más mejor, pero también seleccionamos qué es lo que queremos y qué es lo que no para hacer algo determinado, con lo que a veces usamos pocas cosas. Hasta hace poco era habitual referirse a Fasenuova como grupo de “noise industrial”, o “free noise”, o “ruidismo extremo”. Vuestras anteriores aventuras como Étika Makinal, o ya juntos como Goodbye, sí que hacían gala de una estética más ruidista y de una actitud más descarnada, más extrema o “confrontacional”. En comparación con aquellos proyectos, la propuesta de Fasenuova en “A La Quinta Hoguera” se presenta mucho más sofisticada y poética. ¿No tenéis miedo de que etiquetas como las de “free noise” o “ruidismo”, que a día de hoy sólo representan una parte de vuestra personalidad sonora, puedan echar atrás a más de un oyente potencial que a lo mejor sí se acercaría con curiosidad a lo vuestro si se hablara también de synth wave o de electrónica analógica de regusto cósmico, otros de los ingredientes presentes en vuestro último disco? ¿Os sentís, aún a día de hoy, un grupo asociado a la “internacional ruidista”, por llamarlo de alguna manera? Quienes nos ha visto en directo no se plantean estas cosas. Porque el patrón normal nuestro en directo es más bien energético. Pero todas nuestras grabaciones han sido concebidas de una manera distinta a los directos. Ahí están para escucharlas. Incluso las más antiguas. El ruido siempre ha sido un color más en nuestra paleta de colores, igual que todo lo demás en la música. Somos más estetas que ruidistas, pero nos sentimos apegados, aunque sea algo totalmente imaginario, a esa “internacional ruidista” de la que hablas. El Futurismo y Dadá nos marcaron mucho de críos. En más de una ocasión habéis comentado que en el fondo os consideráis una banda de rock n roll, en la medida en que podemos considerar como tal a, por ejemplo, los primeros Suicide. Hemos alimentado mucho eso, lo hemos escrito y declarado muchas veces, pero porque sencillamente es como si todo fuera en el fondo rock n roll. Aunque la idea era dar con un rock inventado de alguna manera por nosotros, o más bien surgido de experimentar juntos, a partir de incorporar muchos otros referentes, muy arraigados, de las vanguardias y todo lo que vino después. Nos gusta explicar que el rock n roll ha dejado una huella imborrable, como cultura, en Mieres. Es increíble hasta qué punto eso es así hoy en día. Todavía hay tribus urbanas, aunque todas conviven en una especie de “Pax Rockera” y andan juntas por ahí. Pero este lugar se ha visto afectado de manera profunda por las ideas importadas de América, de forma que todos tenemos en la cabeza un montón de nociones imaginarias, provocadas por los discos, las portadas, las películas, los catálogos de música y de ropa. Muchas veces lo decimos con cierto sarcasmo, pero estamos convencidos de que para explicar este lugar, si se quiere dar forma a una imagen de la realidad cultural que se vive aquí, hace falta partir de Elvis Presley. Todo eso mezclado con el universo asturiano a nivel cultural, lingüístico y sociopolítico, que se despliega aquí con tanto vigor. En los últimos tiempos han surgido en el underground del norte del país varios proyectos que parecen querer recuperar la urgencia, el desafío y el carácter primario y transgresor del rock n roll desde postulados experimentales, más cercanos al plano conceptual, en los que a menudo interviene el ruido o la deconstrucción de timbres y estructuras. Pienso en La Grieta o Billy Bao, por ejemplo, dos proyectos que en cierta medida ejercen de vasos comunicantes entre generaciones y escenas. En ambos proyectos nos encontramos con la presencia de Mattin, otro amante de la agresión ruidista. ¿Conocéis sus propuestas? Nunca los hemos escuchado, así que no podemos sentirnos afines, aunque en la imaginación creemos que sí. Sabemos algo de Mattin porque Arnau nos habló mucho de él, pero no escuchamos nada todavía.


Ya que mencionáis a Arnau. En su sello, Ozono Kids, publicasteis hace cosa de dos años un split goloso con los americanos Angeldust. ¿Cómo surge vuestra relación con Arnau Sala y con Angeldust? La Defensa, con Sergio y con Nacho al frente, nos llevaron a tocar al Festival Cap Sembrat y allí nos conocimos todos. La figura de Arnau es importantísima en toda nuestra última etapa. Todo el mundo que os ha visto en directo habla maravillas de la intensidad y la tensión que podéis llegar a desplegar en vuestros conciertos. En “A La Quinta Hoguera”, sin embargo, os mostráis más contenidos, más pendientes de dosificar, de jugar con timbres, profundidades y dinámicas, creando un abanico considerable de matices a partir del uso de muy pocos elementos. Parece que concibierais los mundos del directo y el estudio como entidades en cierta medida separadas, que como tal se rigen por leyes distintas y demandan esfuerzos distintos. Siempre concebimos los directos de una manera totalmente distinta, pero también siempre estuvieron repletos de canciones. El camino de la contención ha sido arduo para nosotros, pero ha sido siempre buscado; siempre intentamos contener mucho las cosas. Es algo que se puede rastrear en nuestro trabajo anterior. La variedad tímbrica es algo que hemos pretendido siempre también. Como banda hay que tener en cuenta que no siempre hemos tenido a nuestro alcance condiciones óptimas a nivel de equipo. En muchos garitos no puedes contar con lo que necesitas para que se despliegue bien todo el colorido. Ahora bien, es verdad que siempre hemos intentado separar totalmente la idea de grabación de la idea del directo. Nos gusta que la gente se vaya dando cuenta de estos detalles, que a veces pensamos que pasarían desapercibidos. ¿Estáis de acuerdo si digo que “A La Quinta Hoguera” ha subido varios niveles el juego de Fasenuova? Dicho de otro modo, ¿veis en este disco un punto de inflexión para el proyecto (tanto a nivel de depuración y mérito artístico como a nivel de repercusión), o para vosotros no es más que otro eslabón de la cadena? Cada grabación que hemos hecho ha sido un punto de inflexión, y ésta lo es sin duda también. Hay que tener en cuenta que en esta ocasión hay un productor trabajando, Enrique Guisasola G-Kahn. Su aportación en ese campo ha sido esencial para que la grabación se enriqueciera tal y como buscábamos. También es la primera vez que alguien trabaja en especial la masterización, Valentín Corujo. El vinilo suena mucho mejor que las versiones digitales. Es la primera vez que contamos con este tipo de medios, los resultados del trabajo de estos dos creadores en nuestra grabación nos han dejado atónitos. El trabajo de Enrique ha sido meticuloso y profundo, una lección de virtuosismo a la hora de mezclar nuestras grabaciones. Y Valentín ha sabido masterizarlo todo para que cuando pongas el vinilo suene de forma increíble. De todos modos tenemos que decir que, incluso en las etapas más sombrías, siempre tuvimos confianza plena en lo que hacíamos. No sabemos qué repercusión puede tener; sabemos que usar este lenguaje para expresarnos nos estimula mucho y que por lo tanto queremos seguir haciéndolo. Pero siempre nos hemos tenido que plantear las cosas antes de afrontar la siguiente grabación, el siguiente día de nuestras vidas. Puntos de inflexión o eslabones de la cadena, o días, o cualquier otra manera que usemos para designar lo mismo. Ahora pensamos en cómo grabar otras cosas, qué elementos podríamos usar, qué palabras se van a cantar, como ya otras veces hemos tenido que hacer.

Parte de los textos de “A La Quinta Hoguera” hacen gala de una clara intención poético-literaria. Entre las líneas de “El Regreso Del Nativo” hay escenarios que en cierta manera encajan con la visión intuitiva, subjetiva y deformada del expresionismo alemán. Hay imágenes que entroncan con el surrealismo. En el uso que hacéis de palabras inventadas (o adoptadas de otros contextos) y acentos extraños uno también puede ver vínculos con la poesía sonora o con dadá. A la vista de los metrajes que habéis usado para la confección de los vídeos de “Vamos a bailar a la noche” y “Cachito turulo”, también parecéis gentes cinéfilas. Si os pidiera un sistema de coordenadas estéticas de Fasenuova al margen de la música, ¿con qué nos encontraríamos? Nuestro sistema de coordenadas es todo el mundo “as a whole”, y esto incluye muchas de las cosas que citas, no podría ser de otra manera. Pero es todo muy complejo como para acotarlo. Para empezar somos dos personas distintas. Aunque sí, es verdad que siempre pretendimos que Fasenuova tuviese un sistema de coordenadas propio, con todo lo difícil que es intentarlo. Sabiendo que es imposible quitarte del todo de encima las influencias y el entorno, intentar buscar siempre otros caminos. H bláb

ib d

l b

i

t d

d j

ilábi

di t

i


Hablábamos arriba de palabras inventadas, de juegos silábicos, distorsiones léxicas o acentos impostados. Me gustaría saber si el bable, sus giros y su sonoridad, han jugado algún papel en la concepción lingüística, sobre todo a nivel fonético, de Fasenuova. Somos falantes de asturianu y lo escribimos diariamente para otras actividades de nuestra vida cotidiana, pero el trabajo de Fasenuova, desde el primer momento, es un trabajo que utiliza la lengua castellana como punto de partida. ¿Y si hablamos de puntos de partida a nivel musical? Siempre tendemos a comparar con lo que nos llega de fuera, y a veces nos olvidamos de lo que se ha hecho en este país. Me pregunto si Fasenuova se sienten parte del continuum de esa escena industrial española que nos ha dado a bandas como Esplendor Geométrico, Macromassa, Mecánica Popular o Orfeón Gagarín. Nosotros somos un continuum de Esplendor Geométrico, Macromassa, Mecánica Popular o Orfeón Gagarín. Así nos hemos sentido siempre. Por aquello de conoceros mejor, recurramos a las analogías. Si Fasenuova fuera una película, ¿qué película sería? Nos gusta mucho el cine a los dos, y en el caso de Roberto esa afición llega a ser la de un cinéfilo de proporciones enormes. Muy difícil ponernos los dos a buscar sólo una película. Si fuera una mujer, ¿qué tipo de mujer sería? Buf. es una pregunta demasiado difícil. Ernesto vive una época sombría a este respecto y preferimos no responder. Pedimos disculpas. ¿Y si fuera un momento y una luz del día? Un cielo de los que Dreyer pone en “Ordet”. Si algún científico con acceso a una tecnología que permitiera viajar en el espacio-tiempo os brindara la posibilidad de usar su máquina tres veces con garantía de ida y vuelta, ¿a qué momentos y lugares viajarían Fasenuova? Iríamos a la serie inglesa “Into The Labyrinth”, a “Pipi Calzas Largas” y a Fukushima. Una de vuestras últimas canciones se titula “Amar Es Bailar”. Yo os pregunto, ¿bailar es amar, o es amor? En otras palabras, teniendo en cuenta que algunas de vuestras canciones se aproximan por momentos a las formas del techno y que en muchas de ellas se hace referencia a la noche y al baile, ¿cuál es vuestra relación con las músicas electrónicas de baile y los clubs? Nos gustan mucho las músicas electrónicas de baile y los clubs. El tema del baile y de la noche es recurrente en nosotros. Nos gusta mucho así. Muchas veces estamos hablando de cuerpos que están enfrentados el uno al otro en un espacio físico mientras intercambian sentimientos de deseo, de extrañeza, o buscan vías de interacción. “Cuerpos en el espacio que se comunican entre sí” es una manera de ilustrar alguna de nuestras imágenes para hablar de amor como baile, noche como encuentro, momentos del día como lugares de celebración. Vuestro último trabajo acaba de ver la luz a través de Discos Humeantes, tanto en vinilo como en soporte digital. Parece que con él estáis logrando una mayor visibilidad. ¿Estáis satisfechos con el trabajo que está realizando el sello? Conocer a Pablo y su sello Discos Humeantes fue el acontecimiento último de nuestras vidas. Su inteligencia, capacidad de trabajo y compromiso con lo que hace lo convierten en un ser del que sabemos que se hablará largo y tendido en el futuro. Es el factótum de buena parte de lo que sucede musicalmente en Asturies ahora mismo. Y no cuenta con la ayuda de NADIE. El sello tiene la buena costumbre de ofrecer los discos que edita en formato digital a precio cero. ¿Qué opinión os merece esa política? Más en general, y teniendo en cuenta vuestra trayectoria underground, ¿cómo veis todo el asunto de la crisis discográfica, las descargas “ilegales”, las nuevas regulaciones aprobadas por la llamada Ley Sinde? Sobre las descargas y la Ley Sinde, estamos muy sensibilizados con todo esto y reclamamos que todo el conocimiento humano sea accesible desde ahora mismo para todos y todas. De manera totalmente gratuita. Y eso no es contradictorio con que nos guste vender nuestros discos. ¿Planes de futuro inmediato? Vamos a grabar algo ahora mismo, durante el verano. Y en el horizonte se ven algunos conciertos. Hemos terminado un ciclo de conciertos en Asturies estos días. Hicimos actuaciones en Uviéu, Mieres y Xixón, y las tres han sido probablemente las mejores nuestras. Actuamos el 8 de julio próximo en Montaña Sagrada. En El Nasti, en Madrid. El sello Truco Espárrago está enfrascado en unas cuantas ediciones en CD-R muy cuidados con un montón de grabaciones nuestras. Arnau y Dalmau quieren sacar un split single con una canción de Les Aus por una cara y otra nuestra por la otra. Nos han pedido una canción para una recopilación en Perú, del sello Buhrecords. Y hay más peticiones para participar en recopilatorios pero no nos acordamos ahora. Para terminar: ¿Consideráis la acción ruidista como expresión portadora de alguna idea o valor concreto en el plano de lo político? Es una pregunta muy interesante, sobre todo porque habla de “la acción ruidista”, y eso tiene muchas connotaciones estéticas que nos importan mucho. Aquí dí

t

d

h h bl

d d

t

i

i

téti


podríamos extendernos mucho hablando de nuestras experiencias estéticas alrededor del ruidismo y lo sonoro en el arte en general. Somos dos ciudadanos muy políticos, muy participativos en el día a día de la política de nuestro lugar en el mundo, Asturies. Pero nunca hemos querido trabajar con esos elementos como materia para nuestra expresión musical. Hemos mirado hacia otro lado para hacer nuestro trabajo. De hecho, las referencias ruidistas que siempre más nos gustaron tenían o tienen, o al menos lo vemos así, un corte mucho más estético. Consideramos nuestras “apariciones en vivo” intervenciones ruidistas que referencian un conjunto abierto de sonidos, ambientes, ritmos, melodías, teatralidad e imágenes lingüísticas que llamamos Fasenuova.

Share Like

1

0

Ver comentarios

Michael Cera Confesiones literarias del ...

Maria Minerva Desde Estonia con amor

Azari & III Libertarios de la música de ...

Elbow La búsqueda de la ...

Portishead Reflexiones en voz alta sobre ...

The Pains of Being ... Recuerdos de juventud ...

Cansei de Ser Sexy Persecución cotilla por las ...

The Horrors Una vuelta de tuerca más

Fasenuova La política del ruido y el ...

Julieta Venegas Confesiones camino de ...

Emmy The Great Una alternativa pop al mundo ...

Javiera Mena El pop chileno habla ...


¿Quieres recibir nuestro newsletter?

HOME MÚSICA DISCOS CULTURA GO MAG TV RADIO BLOGS FOROS CONCURSOS

tu email

English

Enviar

Buscar

Usuario registrado

Nuevo usuario

Home > Música > Entrevistas > Fasenuova

ENTREVISTAS

NAVEGA POR GO MAG DIGITAL

125

octubre 2011

¿Qué hubiera ocurrido en el caso de que Suicide hubieran nacido en Asturias y no en Nueva York? Pues que quizá no se hubieran cortado en mezclar aquel sucio rock & roll proto-techno con el sonido de las cuencas mineras, leyendas paganas y la salvaje naturaleza de los bosques asturianos

FASENUOVA El triunfo de la voluntad Marc Piñol / Fotos Helea Equis

Charlar con Ernesto y Roberto Lobo es una experiencia que a la postre se hace corta. Aun sin conocerles de nada es inevitable sentirse contagiado de su pasión. Si lo unimos a una humildad a prueba de bomba y al hecho de comprobar que, rondando los cuarenta, uno puede editar "A la quinta hoguera" (Discos Humeantes, 11), un disco de debut tremebundo, les debemos máximo respeto. Resulta curioso, he leído algunas entrevistas que habéis hecho para medios madrileños y os casan un poco con Esplendor Geométrico. No sé si es porque soy catalán y quiero barrer para casa, pero me sonáis más a Macromassa. Por las letras, quizá. (Ernesto) Bueno, Avant-Dernières Pensées (proyecto de Antón Ignorant de Macromassa) ha sido una influencia; todo el asunto surrealista nos proporcionó una base, especialmente en nuestra adolescencia. Quizá tendamos a ello en contra de la lírica, quizá algo más física, de los grupos madrileños. Pero creo que nunca nos hemos planteado mucho si nos queremos parecer a estos o a estos otros. Todo nos influencia y a la vez intentamos que no nos influencie nada. Es complicado, ojo, le damos muchas vueltas. Suicide siempre está ahí porque es el canon, pero también resulta curioso que os metan en el revival de la minimal wave cuando sonáis mucho más al dubstep que se factura en Hyperdub. Vamos, que os veo más cerca de Hype Williams que de uno de esos recopilatorios de flexis que se han puesto de moda últimamente. (Ernesto) Eso es cosa de Enrique Guissaola, el chico que nos ha producido el disco. Es un chaval con mucho talento y no quiere caer en lo obvio. Cuando escuchó las pistas nos preguntó si queríamos algo lofi o algo más a lo grande, y optamos por lo segundo. Es un sonido intocable, pero no hay razón para querer mantenerse ahí. (Roberto) Trabajamos con sintetizadores analógicos antiguos (Roland TR-606, Korg MS-20, etc), pero queríamos huir de revisitar tal o cual sonido. Con cada cosa que hemos editado nos hemos planteado el hecho de ir más y más lejos, no estamos cómodos repitiendo una y otra vez el mismo discurso. Vuestra propuesta, viniendo de un sitio tan inhóspito como es Mieres, se debió tachar de radical desde sus inicios. (Ernesto) Bueno, nosotros somos gente normal. Tenemos nuestras vidas, que son bastante normales, y la mayoría de nuestros amigos no tienen nada que ver con esto. Nuestra música es una válvula de escape en la que no acotamos ningún impulso. Es más, tratamos de ir abriéndonos a todo, creo que es algo muy sano. Evidentemente, nuestros amigos se han mofado siempre de lo que hemos hecho, les parece algo espantoso. (Roberto) Pero les está empezando a gustar (risas). Han tardado unos cuantos años en coger la idea, pero ahora tenemos algunos fans entre nuestros amigos. ¡Quizá sea porque nos hemos suavizado un poco! (Ernesto) Mira, voy a hacer lo del entrevistador entrevistado. ¿A ti te parece un disco muy radical? Bueno, teniendo en cuenta mi pasado me parece un disco muy pop, aunque a lo mejor estoy metiendo la pata.

M83 Washed Out, Modeselektor, Noel Gallagher, Plaid, Clap Your Hands Say Yeah, Plaid...

+ CD GO series 84 Lola Shanghai Essentials


FASENUOVA

EL LADO OSCURO DE MIERES Mieres, Asturias. El río Caudal, el Turón, el pico Polio… belleza natural armoniosa y ese aire histórico de pequeña ciudad industrial de su capital Mieres del Camino. 43.688 habitantes y un pequeño secreto musical: Ernesto y Roberto, o lo que es lo mismo, Fasenuova, dúo cósmico y perturbador que nos presentan “A la Quinta Hoguera” (Discos Humeantes, 2011), su primer álbum recién salido de las entrañas de la mismísima tierra. Electrónica penetrante, oscura e industrial -¿podía ser de otra manera?- ritmos repetitivos y envolventes, cajas de ritmos manchadas de carbón y sudor, sintes alucinados y maltrato ruidista extremo… acoples, drones, riffs rotos, manipulación de frecuencias grosas y demás exploraciones sonoras que consiguen crear una atmósfera pesada, inquietante. Ayudan bastante las letras -incluidos los aullidos y sonidos guturales- con referencias a la naturaleza como una fuerza poderosa, extraña. Imposible evadirse del entorno, supongo. “Vamos a bailar a la noche”, “Yo te imito”, “Amar es bailar” … delicias noctámbulas al calor de la hoguera. Pinos, fresnos, hayas y el sonido pegajoso de Fasenuova saliendo por una rendija de su local de ensayo. Es curioso, pero no me chirría en absoluto. Será el influjo y poder del lado oscuro de Mieres, ese que combina belleza natural e industrial a partes iguales. Share and Enjoy:


Buscar en Notodo

cine

libros

expos

tecno

fotografía

concursos

blogdelbecario

notodoagenda

notodotv

tienda

música

citas

escena

tendencias

placeres

club notodo

blogs

especiales

breves

suscríbete

audio !Fasenuova - Rojo y Ne !Fasenuova - Vamos a bailar a la noche !Fasenuova - Amar es bailar

galería de fotos

+ info Artista: Fasenuova Álbum: A la quinta hoguera Género: EBM, dark-ambient, electrónica industrial Discográfica: Discos Humeantes

Fasenuova

Año: 2011

A la quinta hoguera fasenuova

discos humeantes

a la quinta hoguera

roberto lobo

ernesto avelino

Vamos a bailar a la noche. Masas oscuras hacen de bosques. Montes negros devoran el cielo. Y entre tú y yo fluye la luz de la noche. El catálogo que va formándose progresivamente en Discos Humeantes desde su nacimiento en 2008, viene definiendo un interés por lo subterráneo en los lugares más escondidos de lo indie a nivel nacional y manifiesta la necesidad de la existencia de este tipo de sellos que cobijan, amparan y visibilizan estos proyectos (no) huérfanos de la última camada del pop no visto (no oído, no consumido). Pop, entonces, entendido en el sentido más potencial de la palabra y por eso también portador de esa veritas esencial de lo independiente. A poco que afine uno la vista lo que encuentra en este catálogo del sello ovetense son, fundamentalmente, proyectos de nuevo indie-surf-punk instantáneo, pop mutado en garage dadá del trópico, ruido, imperfección hedonista, ímpetu retroinnovadora, fuzz-folk, ligereza post-punk y una herencia esencial de los mejores hitos de(sde) los ochenta patrios (desde Parálisis permanente, Derribos Arias, La Mode o La dama se esconde a Décima Víctima y más allá). Como para no estar satisfechos con lo nuestro, manda cojones. En un conjunto preponderante de formaciones paridas de vientres escacharrados de indie lo-fi chatarreros, en el sentido más desenfadado y desprejuiciado, y por eso con la entonación más fresca y potencialmente consumible de la palabra, donde encontramos los por aquí ya citados Mujeres, Caballo Trípode, Juanita y los feos, Chiquita y Chatarra, pero también Veraneas, Los Plátanos, Las Nurses, Los Daggers, Los Steaks, Fabuloso combo, etcétera; destaca desde la órbita en la que solos gravitan, en ciclones abstraídos de paisajes industriales que son abducción magnética, los de Mieres, Fasenuova. Un dúo que ya manifiesta desde su propio nombre ese acceso a un estado fásico nuevo (al que postran) desde el que emiten, y también proyectan concatenadas, esas masas oscuras que tanto versan en lo voltaico de una piroelectricidad estática, erizante, densa, industrial, desollada, también punk, aunque notablemente nocturna y espástica, hipnótica; que acaban de publicar A la quinta hoguera, un grito ritualista, pagano, donde arden, provistas de una incandescencia inagotable, siete ascuas inconsumibles. Roberto Lobo y Ernesto Avelino, el dúo prófugo tras Fasenuova, llevan pergeñando y ensayando sobre la experimentación electrónica desde hace varias décadas y bajo identidades varias como Equipo Estético Étika Makinal, con diversos colaboradores, Hegemonía y Goodbye, que verían reeditados parte de su bagaje en Silvox Records hace un par de años y después del split con Angel Dust. Maceran así el sonido que embruja desde el hollín A la quinta hoguera. Quizás sea por la tradición minera y siderúrgica, industrial, de su Mieres natal, y de una inevitable carga eléctrica-orgánica telúrica, tectónica, mineral, que en ellos penetra y que vierten purgativa y necesariamente en clave de una lírica mugrienta, radioactiva y sucia. Quizás. En cualquier caso, lo que sí tenemos claro es que el hipnotismo de líneas de bajo que son loops absorbentes hacia fugas que culminan en aullidos y desgarros vocales de su romanticismo electro, generan un idóneo espacio imantado para la estrangulación de sintes y cajas de ritmo analógicas con las que brotan esos epilépticos versos reiterados en la acidez electrotécnica de sintes que arpegian el agudo máximo desde el grave mínimo. El que sobrevuela un tecno arcaizante, protoindustrial que se desgarra y rompe en ritmos de contundencia y deconstrucción hipada constructiva. Uno que visita Rojo y Negro Stendhal, drones y analógicas espirales anabólicas que regurgitan tras el borbollón magmático humos carbónicos, mercurio hirviendo y cobalto rojo y loco que incitan trances bailados a los que somos constantemente invitados desde gritos punk de radiación permutable y poesía negra antes que pop. Versatilidad gélida e histéresis magnetoquímica que transbordan a estados de abandono consciente haciendo del sonido una mediación entre cielo de noche y lava de rocas ígneas y plutónicas sobre la que flota inspirada una protagónica voz. Con ecos de los Silvania más abstractos e industriales, Throbbing Gritsle, Esplendor Geométrico o Cabaret Voltaire, los asturianos rodean en descripciones narrativas románticas, neogóticas, dadaístas y futuristas humeantes. A la quinta hoguera. En las minas de nieve. De dónde vendrán, de dónde vendrán. Uno, solo en la cumbre del cielo. Dos, echado en el lago. Tres, de árboles nuevos. Cinco, azul y gigante como sus ojos. De dónde vendrán, de dónde vendrán. Vienen de Mieres y ya verán. *Puedes descargarlo de forma gratuita aquí o, como deberías hacer, comprar uno de los 500 ejemplares del 12” aquí. **Gracias a Montaña Sagrada podrás verles en directo en la sala Nasti de Madrid el próximo 08.07 a las 22h. y por sólo 8!. David Cano 05.07.11

Enviar

A 40 personas


LA GRAMOLA

Els treballs que podeu descarregar en aquest bloc estan sota Llicència Creative Commons o els seus autors els han ofert com a descàrrega lliure; per t comet cap il!legalitat al copiar, distribuir o comunicar públicament l'obra, segons les condicions marcades per l'artista, ja sigui en cada una de les llicèncie acompanyen al disc o en la pròpia web.

Discos Lliures - Free Records

divendres 15 de juliol de 2011

LA GRAMOLA NETLAB

FASENUOVA - A LA QUINTA HOGUERA (2011)

Clica sobre la imatge!

Els treballs que podeu descarregar en aquest bloc estan sota Llicència Creative Commons o els seus autors els han ofert com a descàrrega lliure; per tant no es Els preferits a La Gramo comet cap il!legalitat al copiar, distribuir o comunicar públicament l'obra, segons les condicions marcades per l'artista, ja sigui en cada una de les llicències que acompanyen al disc o en la pròpia web.

divendres 15 de juliol de 2011

FASENUOVA - A LA QUINTA HOGUERA (2011)

LA GRAMOLA NETLABEL Francois Peglau - Th Imminent Failure Of Peglau

Descarrega aquí.

50footwave - With Love The Men's Room

"Roberto Lobo y Ernesto Avelino (Hegemonía, La Cosa) son Fasenuova. Fascinados por los sonidos de Throbbing Gristle, Esplendor Geométrico, Whitehouse o Suicide y confinados a los paisajes industriales del Mieres de los 90, Clica sobre la imatge! comenzaron su andadura como Goodbye en 1997.

Roberto Lobo estudió electrónica y sonido en Oviedo. Melómano y ruidista, comenzó a experimentar con la distorsión y la retroalimentación en los primeros 90. Rodeado de amplis y guitarras, nadie le quería enEls su preferits local de a La Gramola: Valery & The Greedi ensayo por su afición al estruendo.

Where's Satan?

Ernesto Avelino Sáez tuvo su primer contacto con la música industrial a los quince años cuando, cautivado por los sonidos de Esplendor Geométrico y Whitehouse, comenzó a grabar cintas en el entorno del denominado equipo de Ética Makinal, del que fue uno de los miembros más activos. Formó parte de la experiencia vandálico-ruidista de Hegemonía, cuyo disco Arabian Nights (1995), es uno de los más respetados por la escena industrial española. Como Goodbye hicieron dos grabaciones de larga duración*, dos Cds autoeditados y distribuidos por sellos como Rotor o Ozonokids, donde experimentaban con giradiscos tuneados (muy en la línea de Christian Marclay) sintetizadores y cajas de ritmos. El resultado: crepitaciones explosivas y atmósferas angustiosas. Descarrega aquí.

En junio de 2006, inspirados por el título de una de sus canciones más antiguas, decidieron mutar en Fasenuova. Fue entonces cuando Arnau Sala, ilustrador, músico y mitad de Les Aus además de hombre al frente del imprescindible sello Ozonokids (Barcelona), se puso en contacto con ellos y les ofreció editar un disco. Siguiendo 50footwave - With Love From los preceptos del DIY editaron de esta forma su primer vinilo, un split con los americanos ruidistas Angel Dust. Pop The Men's Room Throwing Muses - Fi con espinas perfecto para desatar los instintos más primitivos de cualquier mente (preparada para ello). Además, en 2009, publican una edición retrospectiva en doble cassette con Silvox Recordings (Philadelphia)." (Discos Humeantes) Llicència Creative Commons Discos Humeantes Fasenuova myspace en 0:36

Recomana'l a Google

0 comentarios: Publica un comentari

Main Attrakionz - 808 Grapes II


Adelantos y mp3

La maqueta era mejor I: Fasenuova, electrónica asturiana para convocar a Lovecraft 6 comentarios probertoj 3 de agosto de 2011 | 10:22

Inauguramos hoy nueva sección semanal en Hipersónica, dedicada a hablar de grupos debutantes o que aún permanezcan muy por debajo de los radares, con especial atención a la escena nacional, pero sin cerrarnos las puertas ni la posibilidad de irnos de viaje. Y la inauguran los asturianos Fasenuova con merecimiento, pues suya es una de las propuestas más ineludibles de lo que llevamos de 2011. Roberto Lobo y Ernesto Avelino están detrás de este paisaje después de la batalla que da forma a los siete cortes de A la quinta hoguera, o lo que harían Kode9 si fuesen absorbidos por el agujero negro de Esplendor Geométrico. Llegan desde Mieres, y parecen haber plegado el tiempo, con sintetizadores antiguos y planteamientos radicalmente modernos (teniendo en cuenta que lo moderno, además, es atemporal, no forma parte de ninguna moda ni de tendencia alguna). Cuando cantan eso de ‘Vamos a bailar a la noche‘, parecen efectivamente encargados de poner los ritmos a un ritual para atraer a los Ancianos, a los antiguos dioses, los mismos que parecen rondar continuamente por todas las letras del disco y que cristalizan en la canción titular. H.P. Lovecraft habría disfrutado de este disco. Uno, solo, en la cumbre del cielo Dos, echado, en el lago Tres, de árboles nuevos Cinco, azul y gigante, como sus ojos De dónde vendrán A la quinta hoguera En la quinta hoguera De dónde vendrán En las Minas de Nieve En las Minas de Nieve Hay un desierto en el cielo y unas cenizas que ya son mi ser Cuando cantan eso de ‘Vamos a bailar a la noche‘, parecen efectivamente encargados de poner los ritmos a un ritual para Fasenuova son adictivos desde la más absoluta rareza, crean atmósferas pero nunca dan la impresión de olvidarse de estar haciendo canciones y suenan a miedo y a lujuria por igual. No es extraño que se cite a Suicide para hablar de ellos; lo realmente extraño es que no estén en boca de todos los “avanzados”. Aunque aquí hay mucho primitivo y hasta rural (‘Cachito Turulo’ es la canción de la orquesta de pueblo más alucinada que existe). Edita Discos Humeantes, también en vinilo, y puede escucharse y descargarse en Bandcamp. Incluso puede pagarse. Baila conmigo, yo te imito. Fasenuova: el grupo al que el John Carpenter de los años grandiosos hubiese encargado todo el sonido de sus películas. Sitio oficial | Bandcamp Más en Hipersónica | La maqueta era mejor


Compartir

Informar sobre mal uso

Siguiente blog»

Crear un blog

Acceder

04 / 07/ 11

LA PÁ GI N A DE LA N A DA DORA

a la quinta hoguera, fasenuova (discos humeantes) 2011

la página de la nadadora somos javi ruiz, siguesiguepop y manoloDomínguez y querríamos que también lo fuera amaya.

ya nos hemos acostumbrado a la asturias del orbayu, de la lluvia eterna, del cascayu y la plaza de la soledad. una asturias que creció junto al xixón sound, se hizo adulta entre actos inexplicables y nos enamoró con sus popemas. una asturias a la que el cielo nublado sobre la playa de san

si quieres contactar con nosotros puedes escribirnos a lapaginadelanadadora gmail.com o manolodominguez gmail.com.

W E B S DE LA N A DA DORA :

lorenzo y la despoblación que se narraba en divina lluz la hizo triste

twitter

y melancólica. esa que siempre se nos ha vendido y que hemos adoptado como segunda patria.

podcast de SigueSiguePop (programa radio)

la nadadora en facebook

fotolog la nadadora(inactivo) pero un poco más al sur, en el interior de la provincia, está también la cuenca minera, sucia y gris, fría y oscura, como un trozo robado a la inglaterra de la revolución industrial. otra asturias muy diferente, que se alía con el ruido de las fábricas y el hielo del invierno rojo, y se esconde en los arcenes de la autovía que nos acerca cada agosto y enero al sur. que parece crecer hacia sí misma y no hacia el exterior.

youtube de la nadadora antigua web

B U S CA E N LA N A DA DORA

Buscar con la tecnología de

y en ese paisaje de carbón y acero nace, más coherente que nunca, el sonido de fasenuova, evolucionado desde unos orígenes ruidistas hacia un techno industrial heredero a partes iguales de la música de referentes como suicide, esplendor geométrico o whitehouse y del entorno áspero en el que han crecido. y a la quinta hoguera, su debut tras años llevando su propuesta en directo hasta los límites del ruido, parece ser el lado amable de este proyecto extremo y sincero.

A N TE RI ORE S

! 2011 (621) octubre (43) septiembre (61) agosto (33)

el disco ya se abre dejando algunas cartas boca arriba (rojo y ne podría pertenecer al catálogo de los primeros suicide sin problema alguno) y guarda hasta el tercero de los siete cortes su primer gran hit. a la quinta hoguera emerge como un témpano de hielo que estuviese escondido bajo el mar. podría, merecería, ser el nuevo moscú esta helado de la música

julio (62) junio (68) mayo (66) abril (72)


0 4 - 'es-ES''es-ES' -> 'es-ES'

Esp Eng

Miércoles 8 de Junio de 2011

Fasenuova

Share

8.4

Me gusta

29

5

A La Quinta Hoguera Los asturianos Fasenuova se estrenan con un LP que cristaliza un largo proceso de investigación en materia de sintetizadores, estrategias industriales en el pop y miradas a la naturaleza y el paganismo. Apunta a disco nacional clave de la temporada.

Más vistos

Tracklist 1. Rojo y Ne 2. Vamos a bailar a la noche 3. A la quinta hoguera 4. Cachito turulo 5. Yo te imito 6. Amar es bailar 7. Cuando venga el halcón

1

Four Tet FabricLive 59

2

Ladytron Gravity The Seducer

3

Tori Amos Night Of Hunters

4

Björk Biophilia

5

Aérea Negrot Arabxilla

6

Apparat The Devil!s Walk

7

Julia Holter Tragedy

8

Santiago Latorre Eclíptica

9

Dominant Legs Invitation

DISCOS HUMEANTES La portada y el título de este esperado álbum de Fasenuova me recuerdan a “El Regreso Del Nativo”, novela de Thomas Hardy en cuyas primeras páginas se describe cómo los habitantes de una zona rural inglesa encienden hogueras en los montes con motivo de la celebración de la noche de Guy Fawkes. La intención de Hardy es la de dar a la novela el adecuado tono lúgubre y fantasmagórico al subrayar el origen pre-cristiano de este rito. De un modo similar, la portada de “A La Quinta Hoguera” funciona como una perfecta puerta de entrada al particular universo sonoro de Fasenuova, con esas dos siluetas recortadas que miran hacia el interior de un óvalo en el que se ven, difuminadas, otras siluetas frente a un resplandor de un rojo intenso, posiblemente procedente de una hoguera, que cubre una luna igualmente roja, un color que también destaca en las primeras páginas de la novela de Hardy como símbolo de las pasiones humanas.

10

Zola Jesus Conatus

11

Roly Porter Aftertime

Oscuridad y paganismo son las dos primeras ideas, por tanto, que vienen a la mente al ver esta portada, y que se confirman al escuchar los siete temas que componen el disco de este dúo asturiano que se ha ido gestando con extremo cuidado durante años y que ahora por fin se publica. El paganismo es algo evidente, sobre todo en las alucinadas letras, que abundan en referencias a montes, ríos, bosques o mares y que transmiten una sensación de la naturaleza como una fuerza poderosa y subyugante, reflejada en la música a través del carácter ominoso de los sintes y el tono solemne de buena parte del disco.

12

Tropics Parodia Flare

13

Modeselektor Monkeytown

14

Joakim Nothing Gold

El aire de ritual pagano también permite establecer conexiones con gente como Demdike Stare o, en algunos momentos puntuales, con los aspectos más oscuros del catálogo del sello Ghost Box, además del folk post-industrial de Current 93. Al igual que todos ellos, Fasenuova logran una especie de folk ocultista por medios electrónicos, en los que la creación de ambientes enrarecidos pero plenamente disfrutables suponen la clave de lo atractivo de una estética sonora que parece recrear los paisajes asturianos de abrupta geografía, puntuados por restos arqueológicos pre-cristianos como los dólmenes del Monte Areo cerca de Gijón y marcados en el último siglo por el impacto industrial, especialmente significativo en la cuenca minera de donde proceden ellos.

15

Evidence Cats & Dogs

16

Rustie Glass Swords

17

Eleven Tigers 111

18

Wilco The Whole Love

Fasenuova parten de improvisaciones para hacer el viaje a un formato de canción que –como en el caso de los neoyorquinos Gang Gang Dance, quienes han hecho un giro parecido de la improvisación al formato canción en los últimos años– les hace ganar en concisión y eficacia. El disco se abre con “Rojo Y Ne”, y desde los primeros segundos quedan claras las principales características de su sonido: ritmos imaginativos y de texturas rugosas, casi táctiles, sintes que oscilan entre los drones y riffs cercanos al rock, algo de dark ambient, algo de baile, mucha creación de atmósfera inquietante mediante manipulación de frecuencias y las

19

VHS Head Midnight Section

20

Twin Sister In Heaven

letras evocando imágenes muy visuales al tiempo que dándole vueltas a frases


letras evocando imágenes muy visuales al tiempo que dándole vueltas a frases poéticas o, directamente, entrando en el terreno de las palabras inventadas. “Vamos A Bailar A La Noche” y “Yo Te Imito” son dos auténticos órdagos, con ese motorick a lo rock cósmico alemán propulsando riffs de sinte primitivo nacidos de drones que recuerdan a Suicide. La invitación a bailar en las letras y el ritmo de ambas canciones subraya el aspecto celebratorio de su música, lo que les impide caer en la morbidez contemplativa gótica y les distancia del catálogo de un sello reciente como Blackest Ever Black en el que, por lo demás, encajarían a la perfección temas como “Amar Es Bailar” o “Cuando Venga El Halcón”, con su tono más contemplativo, su densidad atmosférica y su ritmo lento y pesado. El tema titular, tiene un comienzo muy Throbbing Gristle y ofrece un desarrollo dominado por sombríos y majestuosos sintes planeadores, mientras que de “Cachito Turulo” destacan un ritmo infeccioso e implacable, y el registro surrealista de sus letras. En los últimos meses han salido muchos discos que han entablado una conversación sobre la estética de los sintes analógicos, recuperando y prolongando ideas iniciadas en los años ochenta. Estos discos de Dylan Ettinger, Oneohtrix Point Never, Hype Williams e incluso el último de Kode9 & The Spaceape representan una de las opciones estéticas más interesantes del presente musical. “A La Quinta Hoguera” es una estupenda aportación a esta conversación, más allá de que sea una casualidad que la coyuntura musical les favorezca, puesto que Fasenuova tienen una larga trayectoria a sus espaldas, con varios cambios de nombre incluidos y orígenes en la música industrial. Como dije al principio, “A La Quinta Hoguera” es el resultado de un proceso minucioso durante el que fueron perfilando poco a poco sus ideas musicales hasta dar con este álbum mayúsculo, sorprendente e imprescindible. Iván Conte *Descarga legal aquí.

Share Like

Última actualización el Miércoles, 08 de Junio de 2011 08:09

Ver comentarios

29

5


Registro

Entrar

miércoles, 19 de octubre de 2011

Inicio

Noticias

Lo +

Críticas

Entrevistas

Agenda

Blogs

Foro

Buscar

OtroMondo

Discos | Conciertos | DVD | Zona Demoscópica | Valoracion lector / 0 votos / Articulo comentado 0 veces. Valoración Mondosonoro.com

A la quinta hoguera FASENUOVA Fecha de publicación: lunes, 25 de julio de 2011 Genero: Electrónica Edita: Discos Humeantes País edición: España Redactor: Luis J. Menéndez 0

Recomendar

5

Noticias

Fasenuova llevan funcionando con ese u otros nombres desde hace un par de décadas, siempre desde parámetros similares: pálpito industrial, refractarios a las melodías, poseedores de un cáustico sentido del humor hermanado con las vanguardias -sonoras o no- del siglo XX. ¿Por qué entonces apenas habían despertado la atención de medios y público hasta hace bien poco? Algo tiene que ver lo subterráneo de sus lanzamientos, un handicap borrado de un plumazo al poner “A la quinta hoguera” a la disposición de todos a través de bandcamp. También porque, hasta dónde sé, nunca se habían mostrado tan inspirados y accesibles como con esta colección de siete temas que, aún reivindicando el legado maquinal de Esplendor Geométrico, apuntan por momentos a referentes menos incómodos Suicide en “Vamos a bailar la noche”, la dupla Aviador Dro/Los Iniciados en la que da título al disco-. Tampoco es desdeñable un último factor: tras años de moverse a la contra, la actual situación económica y social vuelve a llenar de significado el discurso opresivo de la pareja, con centro de operaciones en uno de los territorios más deprimidos de todo el Estado español, la cuenca minera asturiana.

Discos FASENUOVA "A la quinta hoguera" (Discos Humeantes / 2011) Criticas Conciertos Entrevistas Agenda

COMENTARIOS No hay comentarios para éste artículo

Si deseas firmar el comentario con tu nombre debes iniciar la sesión con tu cuenta de usuario. También así evitarás el uso del código de validación! Nombre:

Anónimo Comentario:

Introduce tu comentario....

Escribe las 2 palabras:

Enviar

Agenda de conciertos Selecciona una fecha octubre 2011

40

l

m

m

j

v

s

d

26

27

28

29

30

1

2

41

3

4

5

6

7

8

9

42

10

11

12

13

14

15

16


You came this way: Home > Curator: ccCommunity > Fasenuova

Fasenuova (1 Albums, 7 Tracks) Artist

http://www.discoshumeantes.com/web/? menu=26&pagina=Shop&clasif=1&cat=1!=492 WEB SITE:http://www.myspace.com/fa… TAGGED AS: LOCATION:Spain Label: fasenuova » LOGDiscos IN TOHumeantes TAG CURATOR: MEMBERS: ccCommunity Roberto Lobo Ernesto Avelino ".... Ozonokids 2007 bio.... "Fasenuova is conceived by Ernesto Avelino and Roberto Lobo in year 2006 after putting out many CD and CDR releases since the mid 90's under the names Hegemonía and Goodbye. The most hidden jewel of the northern spanish underground industrial sound finally sees the light with this incredible first official release. This guys have been playing music secretly since the late 80's, making use of analog devices such as synthesizers and modulators, creating a music which reminiscences grow from influences such as the purest Throbbing Gristle and Esplendor Geométrico. Dynamic rough waves go along drum-machine generated beats. The lyrics, all of them in spanish bring you to the most bizarre and surrealistic corners of your brain, thru the semi-melodic rough voice of frontman Ernesto Avelino. Fasenuova's occult tradition is finally alive to hit our faces." " From http://www.myspace.com/fasenuova

Via Last.FMTour Dates @ Siroco, Madrid, Spain(11/12) Recent Activity


industrial española y huele a grisú congelado. uno de los hitos de este 2011. después, el techno de cachito turulo parece prepararnos para la pista de baile imposible, yo te imito y amar es bailar juegan con las frecuencias y el ruido, y cuando venga el halcón vuelve a hacer historia para cerrar este disco enorme, imprescindible e infinitamente coherente.

marzo (83) febrero (68) enero (65) 2010 (634) 2009 (717) 2008 (356)

fasenuova, el dúo de mieres formado por roberto lobo y ernesto avelino, parece que llega para demostrar el nivel de la cantera industrial española (casi más reconocida fuera que aquí, y en esto admito mi parte de culpa) y

PÁ GI N A S DE MÚ S I CA ( E S PA Ñ OL) :

debería, gracias a su pertenencia al sello punkista discos humeantes, salir de las fronteras del género para convertirse en uno de los imprescindibles

letras furiosas

del año. ahora nos queda vivir la experiencia de sentirlos en directo, algo que, por lo leído, no se olvida fácilmente. ETIQUETAS: DISCOS, MANOLODOMINGUEZ

fuck me i'm twee do the dodo love of 74 ayer nevó en silsoe la fonoteca 360º de separación aplasta tus gafas de pasta a pleasant dream

3 C OMEN TA R IOS: federico granell dijo... a mi me gusta sobre todo la que no mencionas, vamos a bailar la noche, temón! 0 8 :4 3 Marc dijo... Discazo. 1 1 :0 6

la vida es asín el ruido de la calle circ bengay el dr sale a bailar yo quiero ser jorge pedro jenesaispop amo descubrir canciones ilikemagazine retroalimentación 7iete pulgadas unodos despacho pop

siguesiguepop dijo... Me acaba de llegar el disco... gana enteros tenerlo en formato físico!!! 1 1 :0 9 PU B LIC A R U N C OMEN TA R IO EN LA EN TR A D A

acuarela: algo de mí hipersónica espacio denso música en la mochila giradiscos canibalismo cósmico la ventana pop warsaw algunos acordes cultura noventa federica pulla dixit fotos en la niebla

PÁ GI N A S DE MÚ S I CA ( N O E S PA Ñ OL) :

skatterbrain! blog de cloudberry blog de shelflife holiday records eardrums take the pills waking up to... la blogotheque indiepages


BR38 ! Saturación de Mecanismos: Una Compilación de Industrial Noise Español "2011#

WHAT'S THIS? You are currently reading BR38 – Saturación de Mecanismos: Una Compilación de Industrial Noise Español (2011) at buh

Saturday, October 08, 2011 § 2

records.

META

Author: Luis Alvarado Comments: 2 Comments Categories: releases

BUH RECORDS Sello de Música Experimental / Ritual / Industrial / Psicodelia / Noise, con base en Lima!Perú. Plataforma de libre creación. No dogmas. Buh Records es una actitud de permanente hallazgo. http://www.myspace.com/buhrecords unautobus@gmail.com

Compilación que reúne a la sorprendente y nueva generación de artistas de industrial noise de España, así como ya consagrados artistas que han iniciado su carrera en los 80s. Editado en cdr doble, este álbum espera servir de introducción al fascinante y vasto mundo de la experimentación sonora en España y desde ya espera convertirse en un disco de referencia.

País: España Precio: 10$ Order/paypal: unautobus@gmail.com (No incluye gastos de envío)

CD1

01 Reserva espiritual de occidente - Modélica Madrileña (3’11’’) 02 Matatus – Ra Hoor Khuit (4’40’’) 03 Shalocins – “Timeme Mas” (4’59’’) 04 Grassa Dato – No se puede matar lo que ya está muerto (4’46’’) 05 Ponzoña – Disambiguation (4’32’’) 06 Francisco López - untitled #239 (2’47’’) 07 Jazznoize – Infiltra2 (4’37’’) 08 La Mujer Blandenga – G (4’38’’) 09 Fasenuova – Cachito Turulo (3’40’’) 10 Funeral Souvenir - Episcopalizer VI Edit (3’40’’) 11 Arnau Sala – Processó cap al forat (5’52’’) 12 Carlos Villena - Sense Títol 1 (4’59’’) 13 Scumearth – Microscopic Compound (4’22’’)

CD2

01 Xedh – Panegírico (4’50’’) 02 Macromassa – Genera un algoritmo para Andreia (guarda una almendra para Andrés) (5’25’’) 03 Gyakusatsu - Mechanism (3’43’’)


jazz channel

dubstep/wonky channel

rare groove channel

electronic channel

soul/funk channel

hip hop channel

afro/reggae channel

latin/brazil channel

ESPECIALES, EVENTOS

Centremàtic 2011, por Joan Cabot la consolidación de una actitud...

Asentado como uno de los acontecimientos culturales más importantes en torno a la música experimental en las islas, el festival Centremàtic celebró el pasado 27 de septiembre su VII edición en el Centre de Cultura Sa Nostra, coimpulsores del evento junto a la promotora Primeros Pasitos. Estos últimos han sabido articular una programación que huye de los huecos tópicos sobre lo que es y lo que no es avanzado. Centremàtic no es un festival de electrónica. Tampoco un festival al que haya que asistir con bata blanca y manual. De hecho, su mayor acierto ha sido siempre la mezcla de géneros, posturas e incluso generaciones de músicos que sólo tienen en común concebir su arte como un terreno todavía abierto al juego y riesgo. Damo Suzuki o Martin Rev, ambos protagonistas de pasadas ediciones, son un buen ejemplo de ello: dos figuras esenciales en el rock experimental de los años 70 cuyos asaltos siguen todavía hoy vigentes. Si mezclamos sus nombres con los de Alva Noto, Felix Kubin, Fennesz y Oval, podemos hacernos una idea del espíritu de un certamen


Alva Noto, Felix Kubin, Fennesz y Oval, podemos hacernos una idea del espíritu de un certamen que además ha mostrado siempre un empeño especial en programar actuaciones de bandas que, como Radian o los Sao Paulo Underground Duo de Rob Mazurek, usan instrumentos tradicionales en un contexto sonoro totalmente nuevo.

Por último, el festival se ha apostado desde el principio por los artistas locales, ofreciendo en muchos casos la oportunidad de ver actuar a proyectos poco pródigos, como Invaders, o directamente actuaciones irrepetibles, como la que ofrecieron los punk-rockers Phogo junto al cantante de los míticos Can. Lo curioso es que Centremàtic es, también, un evento realmente popular, en parte debido a que se ha convertido en un acontecimiento social, además de cultural. Y, si bien muchos de sus asistentes no saben mucho de los artistas antes de sus actuaciones, que más de uno se vaya a casa con la curiosidad despierta es una de las mejores cosas del festival. En su séptima edición, Centremàtic volvió a demostrar esa capacidad para ser coherentes en la diversidad y rematarlo todo con un cabeza de cartel que puso el Auditori del Centre de Cultura patas arriba. De hecho, si alguna vez éste ha sido una olla a presión a punto de estallar, ha sido con Daedelus y su live set, un despliegue de maestría en el uso del Monome, con el que Alfred Darlington lanza beat tras beat a una velocidad del demonio.

Su discografía está plagada de grandes canciones y sobre todo de una visión caleidoscópica de la música de baile, pero nada de ello te prepara para la experiencia que suponen sus directos, que son


algo así como todos sus discos sonando a la vez. Y él haciendo juegos de manos sobre el Monome disfrazado de dandi victoriano, sonriendo como si todo respondiera a un plan ejecutado por puro instinto. Un gran final para una tarde-noche que había empezado con la habitual actividad dirigida a las familias en el jardín exterior, en esta ocasión del colectivo Sindicalistas/Autoplacer y el directo de Poal, uno de los proyectos de electrónica más interesantes de la isla, que además llegaban a Centremàtic en su mejor momento. En lo que va de verano habrán ofrecido más conciertos que en toda su carrera, y eso ha favorecido que las canciones de sus anteriores discos hayan tomado un nuevo vuelo. Mientras ellos actuaban, la periodista y promotora Claudia Ortiz ofrecía en el patio la primera sesión de la noche. Otro de los aciertos de la organización es precisamente este: meter en la cabina a personajes que no necesariamente son DJs, pero capaces de crear discurso con su selección. De hecho, cerró la velada el artista y crítico musical Pablo Vinuesa. También en el patio pudo verse la primera actuación de Eroica II, proyecto audiovisual –aunque en esta ocasión sólo pudimos escuchar el audio- con una sesión sobre el filo: tribal, free-jazz, no-música y edits extremos que ahondaban en un discurso artístico que brega con atmósferas desapacibles para tiempos tenebrosos.

En el Auditori, la tarde se repartió entre la abstracción sonora del proyecto AV de Jeffrey CantuLedesma y Paul Clipson y el vibrante directo de Three Trapped Tigers, un trío británico entre el Math Rock y el IDM analógico cuyo batería es un prodigio de precisión. Pero uno de los mejores conciertos de la tarde fue el de los asturianos Fasenuova, especialmente por actitud. Desafiantes en todo momento, su música es parte alarma post-industrial y parte electro-pop macarra, y su directo les confirma como uno de los combos más excitantes de la electrónica nacional. Un título que les discuten The Suicide of Western Culture, que presentaban por primera vez en la isla el synth-rock contenido en su álbum de debut. Para entonces, la Sala Gran ya era una caldera. A medida que va acercándose la noche se hace de cada vez más difícil acceder a los conciertos y tocan aprietos o directamente quedarse fuera por no haber ido pronto a reservar sitio. Un precio pequeño que pagar por disfrutar de un mini-Sónar a medida en pleno centro de Palma, un festival Centremàtic que, un año más, demostró que poco tiene que envidiar a otros acontecimientos parecidos a nivel nacional y cuya medida permite además ciertas familiaridades, como charlar un rato con el cabeza de cartel, interesado en encontrar un buen sitio para cenar algo típico. Joan Cabot Posts relacionados: Centremàtic 2011


contacto: fasenuova@gmail.com http://twitter.com/fasenuova

management: Estela Aparisi: 608 846 654 Pablo Humeante: 685 388 508


DOSSIER PRENSA FASENUOVA  

dossier press

Advertisement
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you