Page 27

Libertad de ensen?anza:Escuelas

28/5/09

08:17

Página 26

suficientes para mantener el número de unidades de enseñanza primaria y secundaria que hasta ese momento venía financiando en el centro, respecto del cual no se ha objetado incumpla los requisitos necesarios para la renovación del concierto que establece el art. 43 del Real Decreto 2377/85, y que en la sentencia de 14 de abril de 1994 esta Sala del Tribunal Supremo ha declarado. Las limitaciones presupuestarias insoslayables, las que han de ser probadas por la Administración no bastando su mera alegación y en ningún caso podrán ser motivo de exclusión de un Centro Privado del régimen de conciertos educativos” (…) la explicación dada por la Administración se limita a una expresión estereotipada y el hecho de que parezca que la Administración realiza en esas frases verdaderos juicios de valor refuerza la necesidad de una más sólida fundamentación de medidas tan trascendentes, que afecta no sólo a los centros sino a muchísimos alumnos”. También alguna sentencia ha hecho referencia expresa, en el supuesto de unidades ya anteriormente concertadas, a la necesidad de fundamentar, particularmente, qué cambios se han producido para provocar la denegación del concierto. Así, por ejemplo: “Inexcusable resultaba que la Administración, para fundar la denegación dé esos motivos, su concreción, si se tiene en cuenta que en los cursos anteriores la Delegación Provincial mantenía un planteamiento totalmente contrario y por tanto, favorable en relación con las necesidades de escolarización, y es así que no se ha producido ni se ha alegado ningún cambio ni modificación en la zona que justifique tan drástico cambio de posición” 13. Otras sentencias que se han referido a la necesaria fundamentación particularizada de la denegación de conciertos, aunque de forma más parca, son: STSJA de 15 de abril de 2002, en el recurso núm. 1043/2000, “para evitar que pueda incurrirse en arbitrariedad, hay que analizar la corrección formal, al menos, de la normativa de la resolución que se impugna para concluir acerca de su conformidad a derecho” (F.J. 3º), “porque la resolución impugnada cita una fundamentación que no está avalada por documentación obtenida que la avale” y posteriormente “la resolución administrativa no parece fundada en derecho” (F.J. 5º); la STSJA de 21 de enero de 2003, al recurso 1044/2000 (El Derecho 2003/99492), “La Orden impugnada incurre en falta de motivación absoluta determinante de su anulación (…) sin que se haya probado la falta de consignaciones presupuestarias ni la motivación concreta e individual sobre la aplicación de dichos criterios preferenciales y que ha provocado como queda demostrado con la documentación requerida y aportada en la fase probatoria una discrimi13

STSJA de 15 de febrero de 2008, F.J. 2º.

26

LIBERTAD DE ENSEÑANZA Y CONCIERTO EDUCATIVO

Profile for Escuelas Católicas

Libertad de enseñanza y concierto educativo  

Libertad de enseñanza y concierto educativo  

Advertisement