Page 130

130

Desde el diagnóstico hasta la curación transcurrieron aproximadamente tres meses. No me sometí ni a quimioterapia ni a radiación.

Esta hermosa e inspiradora historia de Cathy Goodman demuestra los tres grandes poderes en acción: el poder de la gratitud para sanar, el poder de la fe para recibir y el poder de la risa y la felicidad para disolver la enfermedad en nuestro cuerpo. Cathy tuvo la inspiración de usar la risa en su sanación, tras conocer la historia de Norman Cousins. A Norman le habían diagnosticado una enfermedad «incurable». Los médicos le habían dicho que sólo le quedaban unos meses de vida. Norman decidió curarse a sí mismo. Durante tres meses se dedicó a ver todas las películas cómicas que pudo y a reírse sin parar. La enfermedad desapareció en tres meses y los médicos dijeron que su recuperación había sido un milagro. Al reír, Norman liberó toda la negatividad y también su enfermedad. Sin duda, la risa es la mejor medicina.

DR. BEN JOHNSON Todos venimos con un programa básico. Se denomina «autosanación». Te haces una herida y se cierra. Tienes una infección bacteriana y el sistema inmunitario se pone en marcha para combatir esas bacterias y te cura. El sistema inmunitario está diseñado para proteger al cuerpo.

El Secreto de Rhonda Byrne  

Bienvenidos al inicio de este Gran Camino Llega un momento en la vida en que tienes que preguntar te cuándo parar: Durante cuánto tiempo s...

El Secreto de Rhonda Byrne  

Bienvenidos al inicio de este Gran Camino Llega un momento en la vida en que tienes que preguntar te cuándo parar: Durante cuánto tiempo s...

Advertisement