Page 1

ERRR #38

Reset | Junio 2014 | We are (finally) FREE.


Psychologists use the term “socialization� to designate the process by which children are trained to think and act as society demands.

2


A person is said to be well socialized if he believes in and obeys the moral code of his society and fits in well as a functioning part of that society.

3


The moral code of our society is so demanding that no one can think, feel and act in a completely moral way.

4


For example, we are not supposed to hate anyone, yet almost everyone hates somebody at some time or other, whether he admits it to himself or not.

5


Some people are so highly socialized that the attempt to think, feel and act morally imposes a severe burden on them.

6


We use the term “oversocialized� to describe such people.

7


Oversocialization can lead to low self-esteem, a sense of powerlessness, defeatism, guilt, etc.

8


One of the most important means by which our society socializes children is by making them feel ashamed of behavior or speech that is contrary to society’s expectations.

9


If this is overdone, or if a particular child is especially susceptible to such feelings, he ends by feeling ashamed of HIMSELF.

10


The majority of people engage in a significant amount of naughty behavior.

11


They lie, they commit petty thefts, they break traffic laws, they goof off at work, they hate someone, they say spiteful things or they use some underhanded trick to get ahead of the other guy.

12


The oversocialized person cannot do these things, or if he does do them he generates in himself a sense of shame and self-hatred. The oversocialized person cannot even experience, without guilt, thoughts or feelings that are contrary to the accepted morality; he cannot think “unclean� thoughts.

13


And socialization is not just a matter of morality; we are socialized to confirm to many norms of behavior that do not fall under the heading of morality.

14


We suggest that oversocialization is among the more serious cruelties that human beings inflict on one another.

15


16


Consider the hypothetical case of a man who can have anything he wants just by wishing for it.

17


Such a man has power, but he will develop serious psychological problems.

18


19


20


21


Basta una vela.

QuĂŠ esta noche la alcoba

no tenga mucha luz.

22


El ansia de su ilícito placer se ha saciado. Del colchón se han levantado y aprisa se visten sin hablar. Por separado salen, a escondidas, de la casa‌

23


Lo perdió para siempre.

Y ahora busca

en los labios de cada

nuevo amante

los labios de aquél…

24


Nonattainment of important goals results in death if the goals are physical necessities, and in frustration if nonattainment of the goals is compatible with survival. Consistent failure to attain goals throughout life results in defeatism, low self-esteem or depression.

25


Thus, in order to avoid serious psychological problems, a human being needs goals whose attainment requires effort, and he must have a reasonable rate of success in attaining his goals. 26


But not every leisured aristocrat becomes bored and demoralized.

27


28


29


In modern industrial society only minimal effort is necessary to satisfy one’s physical needs.

30


The only requirements are a moderate amount of intelligence, and most of all, simple OBEDIENCE.

31


(Yes, there is an underclass that cannot take physical necessities for granted, but we are speaking here of mainstream society.)

32


We use the term “surrogate activity” to designate an activity that is directed toward an artificial goal that people set up for themselves merely in order to have some goal to work toward, or let us say, merely for the sake of the “fulfillment” that they get from pursuing the goal.

33


For many if not most people, surrogate activities are less satisfying than the pursuit of real goals (that is, goals that people would want to attain even if their need for the power process were already fulfilled).

34


One indication of this is the fact that, in many or most cases, people who are deeply involved in surrogate activities are never satisfied, never at rest.

35


We attribute the social and psychological problems of modern society to the fact that society requires people to live under conditions radically different from those under which the human race evolved and to behave in ways that conflict with the patterns of behavior that the human race developed while living under the earlier conditions.

36


The conservatives are fools: They whine about the decay of traditional values, yet they enthusiastically support technological progress and economic growth.

37


boredom, demoralization, low self-esteem, inferiority feelings, defeatism, depression, anxiety, guilt, frustration, hostility, spouse or child abuse, insatiable hedonism, abnormal sexual behavior, sleep disorders, eating disorders, etc.

38


There is good reason to believe that primitive man suffered from less stress and frustration and was better satisfied with his way of life than modern man is.

39


Los países quizá más equilibrados, anclados en la seguridad burguesa, como Suiza, Suecia, Dinamarca y Finlandia, son los países que tienen la peor salud mental, es decir, muchísimos casos de esquizofrenia, suicidios, alcoholismo y homicidios que los demás países europeos.

40


La salud mental es la adaptaci贸n a las formas de vida de una sociedad determinada, sin importar para nada si tal sociedad est谩 cuerda o loca.

41


Un joven se extravía en Malasia y se topa con una tribu de ciegos de nacimiento. Todos son ciegos desde hace muchas generaciones. Pero él ve, y ésa es su mala suerte, porque todos son muy recelosos y tienen sabios médicos que diganostican su enfermedad como una extraña e inaudita perturbación de su rostro, que le provoca toda clase de fenómenos curiosos y patológicos...

Se enamora de una chica y el padre es reacio, pero finalmente permite la boda a condición de que el joven se someta a una operacion. Y antes de que lo dejen ciego, escapa.

42


Se da por entendido que: 1) toda sociedad es normal 2) enfermo mental es el que se desvĂ­a del tipo de personalidad favorecido por la sociedad 3) la sanidad psiquiĂĄtrica y psicoterapĂŠutica persigue el objetivo de adaptar a cada uno al nivel del hombre medio, sin preocuparse de que este hombre medio sea o no sea ciego

43


Va un hombre al médico y empieza a hablarle de sus síntomas: “Bueno, lo que me pasa es que todas las mañanas, después de ducharme y vomitar...”. El médico lo interrumpe: “Pero, ¿qué me dice?, ¿que vomita usted todas las mañanas?”. A lo que el paciente contesta: “¡Claro!, ¿no lo hacen todos?”.

44


La supervivencia de la sociedad, al menos de la sociedad moderna, depende también del inconformismo. Si en la sociedad de los cavernícolas hubiesen existido sólo conformistas, está claro que todavía seríamos cavernícolas e incluso caníbales.

45


Si sabemos lo que ha ocurrido en el mundo los cinco o seis mil aĂąos pasados, me parece que, a pesar de todo, ĂŠste es uno de los mejores experimentos que se han hecho hasta ahora y, con todos su enormes defectos, nos da esperanzas de un progreso muy positivo, a condiciĂłn de que sepamos ver lo necesario y evitemos lo evitable.

46


El primer principio del mundo occidental moderno se formula cuando el individuo sale del grupo al que pertenecĂ­a de modo fijo y preestablecido, en el que debĂ­a vivir y adaptarse.

47


Nosotros hemos dominado la naturaleza, pero nuestras mรกquina nos han dominado a nosotros.

48


Por lo menos, pensando en el peligro de los terremotos o de las inundaciones, que son peligros naturales, y comparándolos con los peligros de la guerra atómica, veremos que ésta es un buen símbolo de cómo nuestra propia producción nos amenaza mucho más que la naturaleza a las culturas que domina.

49


Hace mucho que la negación fue fecunda y positiva. Ahora debemos pasar de la negación a otro plano, el de negar la negación, o también, podríamos decir, el de ocupar una nueva posición.

50


Si bien está muy difundida la opinión de que, si tenemos suficiente para comer o beber, y sueño suficiente, y seguridad suficiente, si tenemos todo esto y sin dificultades, la vida no representa ningún problema especial, en realidad, es justo entonces cuando empieza el problema.

51


Volviendo un poco sobre las estadĂ­sticas de los pequeĂąos paĂ­ses protestantes de Europa, los mejor equilibrados, vemos que han resuelto la mayor parte de los problemas en este plano. Tienen bastante para comer, son cooperantes, no practican una competencia feroz y ni siquiera han entrado en guerra. Pero tengo la duda de si esta forma de vida no encierra tal grado de aburrimiento que lleva a unas consecuencias escandalosas para la salud mental.

52


Podr铆amos decir que durante ocho horas diarias no nos aburrimos porque trabajamos, y agradecemos a Dios habernos dado la necesidad de dormir, con lo que llenamos otras ocho horas, pero nuestro mayor problema es c贸mo llenar las ocho restantes y afrontar el aburrimiento que suscita constantemente nuestra forma de vida.

53


Leyendo un manuel de psicopatologĂ­a y estudiando las neurosis y las psicosis, veremos que ĂŠstas son las soluciones individuales que algunos han dado al problema de la existencia.

54


Si no estamos locos, o si no nos reprimimos, como hacen algunos, y muchos consiguen casi del todo, la conciencia de los problemas vitales siguiendo compulsivamente una rutina de evasión, acabará obsesionándonos el problema del sentido de la vida y necesitaremos cierto marco de referencia y de orientación que nos dé razón, y creo que no sólo un marco de referencia intelectual, sino también el principio ordenador de un objeto de adhesión, de algo a lo que dedicar nuestras energía aparte de las que necesitamos para producir y reproducirnos.

55


One may become angry, but modern society cannot permit fighting.

56


A veces me pregunto si una persona de esta ĂŠpoca tiene que volverse loca para poder sentir ciertas cosas.

57


El que no pierde la raz贸n por ciertas cosas es que no tiene raz贸n alguna que perder.

58


59


Cuando uno no se conforma y crea un sistema m谩s profundo o m谩s peculiar de orientaci贸n y adhesiones, hay que considerarlo simplemente loco, neur贸tico.

60


61


62


63


[En el manicomnio] la Ăşnica diferencia entre el mĂŠdico y el paciente es que uno de ellos tiene la llave. 64


Todos somos idealistas, y no hay nada de bueno en ello, porque lo somos sin remedio. 65


La rutina representa un papel importante porque en cierto modo nos asegura el poder comer, beber y trabajar. 66


Ansiamos presenciar la realidad de la vida porque nuestra realidad es artificial. 67


...uno de los mayores anhelos de la gente es un ideal de pereza total, el ideal de que un dĂ­a no tenga que trabajar en absoluto. 68


La finalidad de la vida que corresponde a la naturaleza del hombre en su situaci贸n existencial es la de ser capaz de amar, ser capaz de emplear la raz贸n y ser capaz de tener la objetividad y la humildad de estar en contacto con una realidad exterior e interior sin desfigurarla.

69


Éste es el ideal de vida más atractivo: que un día no tengamos que hacer nada.

70


Estamos hechizados por la idea de comprar cosas, sin pensar en lo Ăştiles que sean. 71


La depresi贸n es la incapacidad de sentir.

72


¡Pero si eso es magnífico! ¡Sería estupendo no sentir nada! ¿Qué demonios tengo que sentir? ¡Yo quiero vivir tranquilo y sin molestias! 73


Creo que el fin del desarrollo psĂ­quico es ser capaz de soportar la inseguridad, porque cualquier que tenga un poco de seso en este mundo verĂĄ que estamos inseguros de todas las maneras, no por la bomba atĂłmica, sino por toda la manera en que vivimos.

74


El hombre est谩 influido en toda sociedad por las condiciones econ贸micas y sociales en que vive. 75


B. Sc. + Ph. D. = $40,000

76


Entender la confianza como un capital que uno puede permitirse el lujo de perder, suponiendo que tenga bastante.

77


El hombre no sólo vende su fuerza física, su capacidad o su cerebro, cuando se emplea en éste u otro trabajo, sino que en nuestra cultura vende también su personalidad.

78


Si lo cotizan, cree que tiene ĂŠxito y, si no lo cotizan, se siente fracasado.

79


Su sentido de la identidad, su confianza en sĂ­ mismo, no dependen de una apreciaciĂłn de sus verdaderas cualidades concretas, de su inteligencia, sinceridad, integridad, humor, cualesquiera que sean, sino de que su sentimiento de seguridad y de su propia valĂ­a dependen del hecho de tener ĂŠxito de ventas.

80


Siempre está inseguro, siempre persigue el éxito y, cuando el éxito no está a la vista, se vuelve frenéticamente inseguro.

81


El lenguaje tiene un fin, una funci贸n, que es hacernos capaces de transmitir, de comunicar, por lo que, naturalmente, el lenguaje debe hacer abstracci贸n de las cosas.

82


Una rosa es una rosa.

83


Mañana igual podría vender queso, y pasado mañana energía atómica o zapatos, cosas todas que tienen muy poco sentido concreto, que se entienden esencialmente como cosas de valor abstracto.

84


Resulta incre铆ble, pero casi no hay nada en el mundo que no se llame amor. La crueldad, la dependencia, la dominaci贸n, y el amor verdadero, y el temor, la costumbre: a cualquier cosa se le llama amor.

85


Todo se dice con la misma palabra.

86


El otro día estaba oyendo a un psiquiatra hablar de un paciente, y decía que él tenía un puesto importante. Yo le pregunté qué quería decir con “importante”, y él contestó: “¡Bueno, es un puesto muy importante en la jerarquía de la empresa!”. Muy bien, ¿y qué importancia tiene eso? Si quiere decir que tiene un sueldo elevado y un trabajo prestigioso, muy bien. Pero, ¿por qué llamarlo “importante”? Entonces, siguió dando explicaciones y yo trataba de ver por qué todo aquello tenía que ser importante, y en qué sentido. Por cuando pude entender, no había ninguna importancia en absoluto, excepto en que tenía un sueldo elevado y cierto grado de prestigio.

87


Intercambian palabras con cierto embarazo, para ocultar el vacío que hay en su comunicación y el hecho de que no sienten ningún estímulo.

88


Preguntamos “¿cómo está?” a un hombre profundamente desdichado, y contesta: “Bien, gracias”. Podrán decirme que eso es básicamente orgullo, pero en mi opinión lo principal es que nadie espera un verdadero interés en el otro y que las palabras no cuentan, que las palabras se emplean para llenar huecos, para llenar el vacío que sentimos dentro de nosotros mismos y en la comunicación con lo demas.

89


90


Después de la charla, no notan haber compartido nada. Tienen una sensación de vacío parecida a la de haber estado dos horas en el cine viendo una película que ha resultado ser muy mala, cuando abandonamos la sala con cierta sensación de embarazo y vergüenza por haber perdido el tiempo de manera tan absurda.

91


92


Hemos perdido contacto con todas las realidades, excepto una, que es la realidad, creada por el hombre, de la industria y el negocio, de la organizaci贸n de las cosas que podemos manipular.

93


94


Es como la persona que llora viendo una pel铆cula cuando la protagonista pierde la ocasi贸n de ganar cien mil d贸lares. Llora todo el cine. Sin embargo, estas mismas personas, en la vida real, pueden presenciar una gran tragedia en torno suyo, y en medio de su propia vida, y no lloran, y no sienten nada, porque en realidad est谩n disociados de ello.

95


Yo soy yo y soy el otro.

Yo me hago uno con el objeto de mi interĂŠs, sintiĂŠndome a la vez como sujeto. 96


Hemos pasado una velada con unos amigos y hemos charlado todo el rato. Tratemos de atender a cómo nos sentimos al final. ¿Nos sentimos bien, complacidos, contentos, vivos, o nos sentimos algo cansados y aburridos, o no precisamente aburridos, pero sí un poquito insatisfechos y un poquito deprimidos, y no se nos ocurre nada más que decirnos: “Bueno, se acabó, gracias a Dios que ya puedo ir a dormir”?

97


Pocas cosas hay tan terribles e insoportables como estar aburrido.

98


La tristeza y la tragedia se soportan mejor que el aburrimiento, que no es sino una manifestaci贸n de la falta de relaci贸n con el mundo y con el amor.

99


...tendrĂ­amos que construir manicomnios para millones de personas en muy breve plazo.

100


Para actuar, hay que poder pensar. Primero es el pensamiento y despu茅s viene la acci贸n razonable.

101


A menos que uno tenga la posibilidad de actuar, tendrĂĄ muy limitado el pensamiento. El pensamiento se desarrolla Ăşnicamente cuando hay al menos una probabilidad de aplicarlo.

102


No me parece que haga falta más inteligencia para pensar en la política exterior que para pensar en cuánto queso comprar.

103


Si no tenemos relaci贸n con lo que pensamos o, por decirlo de otra manera, si no tenemos inter茅s, lo que queda del pensamiento es la inteligencia, entendiendo por inteligencia la habilidad de manejar conceptos, pero no de atravesar la superficie de las cosas para penetrar en su esencia.

104


La raz贸n obra solamente si estamos relacionados con lo que pensamos.

105


El hombre medio se ha convertido en consumidor de ciencia.

106


La gente estĂĄ convencida de que son los sumos sacerdotes de la ciencia quienes poseen una certeza total sobre las cosas y de que, mientras enseĂąen en las universidades y los periĂłdicos hablen de ellos, todo estarĂĄ en orden.

107


Busquen manifestaciones de ternura en una pelĂ­cula de Hollywood: difĂ­cilmente las encontrarĂĄn.

108


Podrán verlas en una película francesa. Y podrán verlas, en grado excepcional, en una película de Chaplin.

109


La ternura es más que la sexualidad, y más que un agradable llevarse bien: es manifestación de una relación amorosa con otra persona, no sólo en el sentido de amor individual, sino también en el sentido de amor al hombre en cuanto tal.

110


Se ha hablado mucho estos aĂąos de que deberĂ­amos comprender lo perversos que somos.

111


Por lo menos puede decirse que esta insistencia en la perversidad del hombre encierra ciertos peligros si nos distrae de nuestro problema verdadero, que es nuestra indiferencia.

112


Una sociedad en la que el hombre sea un fin en sí mismo, en la que cada ciudadano sea activo y responsable, en la que éste conviva con sus semejantes con espíritu de cooperación, solidaridad y amor fraterno, en la que no sea utilizado por nadie, ni él mismo se utilice para ningún otro fin que no sea el de su propia vida y el desarrollo de su personalidad.

114


El hombre y la mujer se ven desnudos y se averg眉enzan. Sienten su separaci贸n.

116


118

En este momento comienza la historia humana.


142


143


144


145


146


147


148


149


150


151


152


153


154


155


El hombre desobedeci贸 a Dios para crear algo mejor y superior a aquello que hubo de abandonar.

156


Si nos interesa el hombre, si éste es el único objetivo de nuestro interés, la crítica al capitalismo no debe hacerse, en efecto, por los padecimientos que provoque en el más obvio sentido económico, pues el capitalismo muestra todos los signos de que, al final, podrán atenderse y resolverse; sino que la crítica debe hacerse a cómo este modo de producción, de producción y de consumo, a cómo este modo de organización social afecta a la mente humana, a la vida humana, a los sentimientos y a la autoestima del hombre.

157


Debemos entender la religión en el sentido más llano de la palabra, no referida específicamente a la religión teísta, sino a la necesidad de reconocer que el hombre debe tener un marco de referencias y un objeto de adhesión, que debe encontrar sentido a la vida y que debe tener una aspiración superior a la de producir y reproducirse.

158


La otra actitud, que he encontrado en ciertos partidos socialistas de otros países, es la de una paciencia infinita, basada en una predicción científica de cómo van a ser las cosas, actitud cuya consecuencia suele ser que uno no debe hacer nada de particular, sino sólo esperar a que las cosas marchen por sí mismas.

159


多Es cuerdo el individuo adaptado a una sociedad loca?

160


Creo que hay algo asĂ­ como una paradoja mesiĂĄnica, por la cual se es a la vez paciente e impaciente, sabiendo que no podemos forzar el fin, pero sin quedarnos por ello de brazos cruzados esperando a que lo traigan las leyes de la historia.

161


En tanto cierto fen贸meno sea necesario en una fase de la evoluci贸n humana, no ser谩 patol贸gico. 162


Si me obligasen a definir la salud mental en sĂłlo una frase, quizĂĄ dijese que la salud mental consiste en un mĂ­nimo de narcisismo.

163


Lo que es real es racional.

164


Ustedes conocerán la historia del escritor que ve a un amigo, le habla de su libro, y al cuarto de hora dice: “Bueno, ya he hablado mucho de mí. Háblame ahora de ti. ¿Te ha gustado mi último libro?”.

165


Mens sana in societate sana.

166


Repito: si se va a querer disminuir a la larga esta destrucción necrofílica, la solución está evidentemente en unas condiciones vitales que permitan al hombre evolucionar individualmente con fe en sí mismo, y en las que pueda depender razonablemente de otro, pero sin devorarlo ni dejarse devorar por él.

167


Empobrecerse el hombre para enriquecer el objeto que él crea: ésta es la esencia de la enajenación.

168


No hay mayor diferencia entre los personajes hist贸ricos que la diferencia entre los que tienen fe y los que no tienen fe.

169


Los que amenazan con la bomba no estรกn menos atemorizados que los que tienen miedo a la bomba.

170


Un hombre se enamora de una mujer que no tiene ningún interés por él en absoluto. Si él es muy narcisita, no podrá reconocer que ella no está interesada. En su lógica dirá, como dicen a menudo: “¿Cómo puede ser que no me quiera, cuando yo la quiero tanto?”.

171


Vencerรกs, porque tienes sobrada fuerza bruta. Pero no convencerรกs.

172


Si el hombre es perezoso por naturaleza, la cuestión es: ¿qué incentivos serán necesarios para vencer esta inercia innata?

173


Por no poder crear, crea destrucci贸n.

174


La evoluci贸n lleva a que el hombre moderno haya de buscar su equilibrio mental en un aumento cada vez mayor del consumo para compensar el cada vez mayor aburrimiento del trabajo y del asueto.

175


El hombre busca un estado de excitaci贸n m铆nima. El placer consiste en la completa falta de excitaci贸n.

176


A la rata, por ejemplo, si se le deja escoger entre un territorio conocido y otro desconocido, se dirigir谩 al desconocido: el consabido instinto de exploraci贸n.

177


En la vigilia, el hombre tiene que trabajar. Lo cual quiere decir, en primer lugar, que debe ver las cosas como hay que verlas para poder utilizarlas.

178


Durante el sueño, el hombre descansa. Es decir, está exento de la obligación de trabajar y defenderse. Está libre frente al sentido común y el absurdo bajo cuya influencia vive en estado de vigilia. Tiene la libertad de percibir las cosas en su realidad, sin las desfiguraciones a que las someten los fines y los tópicos sociales. Puede verlas como él realmente las ve, no como los demás quieren que las vea para poder adaptarse a un grupo.

179


El artista podrĂ­a definirse como el hombre que puede crear estando despierto, cuerdo y sobrio.

180


En una sociedad completamente humanizada, que no necesita falsear la conciencia, el hombre medio podrĂ­a ser tambiĂŠn un artista estando despierto.

181


Podemos buscar el descanso y la mínima estimulación al final del día, pero no es eso lo que buscamos para la mañana siguiente.

182


El aburrimiento, lo desagradable de la monoton铆a, el atractivo de la novedad, la tendencia a variar la conducta, en vez de repetirla con rigidez, y la b煤squeda de estimulaci贸n y moderada excitaci贸n, representan hechos ineludibles de la experiencia humana y tienen claros paralelos en la conducta animal.

183


Incluso cuando estรกn satisfechas sus necesidades fundamentales y se han cumplido sus tareas homeostรกticas, un organismo estรก vivo, activo y proyectando algo.

184


Los investigadores escogen problemas insignificantes porque las soluciones pueden expresarse con números y fórmulas matemáticas, en vez de escoger problemas importantes y crear nuevos métodos adecuados a su estudio.

185


[Por “real” entiéndase lo “real en tanto que necesario”.]

186


Si el hombre es activo por naturaleza, la cuestiĂłn es: ÂżcuĂĄles son las circunstancias que paralizan la vitalidad natural del hombre y lo hacen perezoso e indolente?

187


Si tuviese que dar una definici贸n, una palabra para caracterizar la salud mental, dir铆a que es la capacidad de interesarse por la vida. Y esta capacidad, evidentemente, no depende s贸lo de factores individuales, sino tambi茅n de factores sociales muy importantes.

188


Si el hombre no puede saber mĂĄs de sĂ­ mismo, empleando este conocimiento para ordenar mejor su vida, serĂĄ aniquilado por los mismos resultados de su conocimiento cientĂ­fico.

189


ÍNDICE

2-41

Marina Richter (mranai) marina-richter.12see.de

42-63

Brian T. Murphy flickr.com/photos/55333013@N00

64-88

Feline De Coninck felinedc.tumblr.com

90-110

Justin Guthrie cargocollective.com/justinguthrie

113-141

Wasted Rita wastedrita.com

142-159

Masaaki Sasaki masaakisasaki.com

160-188

Benedetta Falugi benedettafalugi.com

Los textos que aparecen junto a las imágenes de esta edición son fragmentos del libro La patología de la normalidad escrito por Erich Fromm (Paidós, 2011)


ERRR

Diseño / Edición de textos

Abel Ibáñez Galván abel@errr-magazine.com

Edición de fotografías

Andrea Belmont andrea.belmont@errr-magazine.com

Online

Iván Maverick ivan.maverick@errr-magazine.com


Agradecemos el amable y generoso apoyo de los patrocinadores e instituciones culturales y educativas que facilitaron la producci贸n de esta edici贸n.


我 们 的 船 是 在 空 气 中 THIS PAGE IS A REALLY BIG SANDWICH

errr-magazine.com 193


El que no pierde la razón por ciertas cosas es que no tiene razón alguna que perder. El hombre y la mujer se ven desnudos y se avergüenzan. Sienten su separación. No me parece que haga falta más inteligencia para pensar en la política exterior que para pensar en cuánto queso comprar. Todo se dice con la misma palabra. ...que un día no tengamos que hacer nada. En este momento comienza la historia humana.

ERRR No. 38  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you