Page 22

Febrero 22, 2013

GE Inside Travel

E

The

K

“El que no sale nunca de su tierra está lleno de prejuicios..” 22 Carlo Goldoni

ARABIAN NIGHTS E n el libro Las Noches de Arabia, conocido también como “Las Mil y Una Noches”, Sherezade la hija del Visir, evita su propia muerte y enamora a su marido narrándole una historia dentro de la que se desarrolla una leyenda, y dentro de ésta un cuento; todos se van entrelazando, casi como la vida misma, casi como el amor. Este clásico de clásicos escrito en el siglo IX, tiene como marco principal a Persia, Siria y Egipto, pero principalmente a “La Romántica Arabia”. Muchos recordamos las historias de un príncipe del desierto secuestrando a una novia cristiana y llevándola a su palacio del desierto galopando en su hermoso caballo. Esta experiencia nos llevó a la tierra de los genios, espíritus fantásticos, magos y mujeres hermosas, la tierra de Aladino, de Alí Babá y de Simbad el Marino. Nuestra aventura comenzó en el corazón de Arabia: Dubai, en el moderno pero ya legendario Hotel Burj Al Arab, el tercero más alto del planeta y sin duda el más representativo de la Arabia moderna, el único que presume 7 estrellas en el mundo, a pesar de su colosal tamaño, su diseño semejando un velero milenario flota sobre el golfo pérsico, lo hace inconfundible e inolvidable. Durante dos noches nos hospedamos en una suite de este suntuoso hotel y disfrutaremos de servicios extraordinarios y de un maravilloso espectáculo de fuego y agua. Visitamos la hermosa Mezquita Jumeirah, la más importante de Dubai, lo que la hace tan especial esta visita, es que ésta es una de las poquísimas mezquitas del planeta a la que pueden entrar “no musulmanes”, sin duda una experiencia reservada para muy pocos. Si planeas visitar estos sitios, es sumamente importante recordar llevar una vestimenta apropiada, hombres y mujeres deben tener cubiertos los hombros, las rodillas y el pecho, las mujeres la cabeza y la cara. Una vez dentro de la mezquita deberá descalzarse para el recorrido, y de ninguna manera debe intentar tomar una fotografía, no será tolerado en un país donde no hay diferencia entre la ley y la religión. En esta aventura visitamos también al fuerte Al Fahidi, el edificio más antiguo de la ciudad que alberga el museo nacional, donde vimos desde armas antiguas hasta la vestimenta de los pescadores de las perlas mencionadas frecuentemente en Las Mil

que el hotel organiza diariamente para sus huéspedes. Dimos rienda suelta al príncipe del desierto que vive en todos nosotros, recorrimos las dunas en un magnífico corcel árabe, visitamos un Oasis en el lomo de un camello o como el corazón pedía más adrenalina saltamos las dunas en un vehículo todo terreno especial para el desierto. Claro que algunos prefirieron simplemente relajarse mientras disfrutaban una bebida helada junto a la alberca, este hotel ofrece una de la mejores cocinas gourmet del oriente, digna del califa más exigente. Esta experiencia sin igual se complementó perfectamente con dos días en la ciudad Abu Dhabi, sede del Gobierno y hogar de la Familia Real Emiratí, éste es el más significativo y más rico de los Emiratos Árabes, localizado en una hermosa isla del Golfo Pérsico. Su pequeño museo nos muestra la vida en Arabia antes del descubrimiento del petróleo, en la bahía de los pescadores los barcos se construyen de la misma forma que hace mil años, contrastando con las brillantes construcciones y edificios de cristal y acero, y la monumental Fontana de Volcano. Esta ciudad también es famosa por las oportunidades de compras: las sedas más finas, las joyas, y por supuesto alfombras persas y árabes, tejidas con la misma pericia que la que utilizó Aladino para volar por el desierto. Nos alojamos dos noches en el mundialmente famoso Kemp-

y una Noches. También ascenderemos al famoso edificio Burj Khalifa el edificio más alto del mundo con una vista espectacular de los emiratos. Una aventura en el desierto jamás está completa sin experimentar la versión moderna de los antiguos exploradores Europeos. Por ello hicimos un fantástico recorrido en Globo sobrevolando las arenas donde según la leyenda aún yace sepultado el tesoro

de Alí Baba, para luego continuar a un oasis de lujo en el desierto. Nos hospedamos dos noches en una “suite beduina” del “Al Maha, Luxury Collection Resort & Spa”, este hotel es exclusivo para adultos, decorado con muebles antiguos y arquitectura árabe tradicional, con una vista de los atardeceres en el desierto que corta el aliento, aquí disfrutamos de su multi premiado SPA, yo disfrutamos de las actividades

inski Emirates Palace, “el hotel en que todos merecen quedarse al menos una vez en la vida”, con una playa privada de 1 kilómetro de largo y más de 8.000 árboles en el jardín; dispone de 302 habitaciones, cerca de 90 suites y 16 pequeños palacios de 680 metros cuadrados, cada uno tiene tres habitaciones para familias o grupos de negocios. El hotel cuenta con un teatro para 2.400 personas, una sala de conciertos al aire libre para 20.000 personas (una de las más grandes de los emiratos) y un auditorio para 1.100 espectadores. El restaurante del Kempinski es uno de los pocos sitios del mundo donde puede disfrutar durante todo el año de los famosos dulces con cobertura de oro puro comestible. Hay algunas cosas interesantes que pueden hacer aún más exótica su experiencia de Abu Dhabi: si va a la Biblioteca y Centro Cultural, que se ubica frente a la Gran Mezquita, a las damas les pueden pintar la tradicional decoración árabe en sus manos con henna. Éste es un viaje hacia el pasado, hacia el misterio, la experiencia y la historia, rodeado de romanticismo y extravagancia, es una oportunidad única, algo que sin duda no puede reservar en ninguna agencia online, algo para lo que requiere un agente de viajes profesional. Por: Luis Guillermo Víquez Gerente general de la franquicia UNIGLOBE Travel International Limited Partnership para México, Centroamérica y El Caribe

The Geek Insider 3  

Los mejores scores musicales en películas de Sci-Fi, una mirada a Snitch, Atoms for peace y The Preety Reckless en música y un viaje a Dubai...

Advertisement