Issuu on Google+

AgrupAción de los documentos de lA prácticA docente integrAl y AdministrAtivA

presentAdo por: elizAbeth muñoz medinA

docente: AlejAndro mArín

universidAd tecnológicA de pereirA pereirA 2014


síntesis documento “enseñAr literAturA entre el Asombro, lA experienciA y lA formAción”

Si en algún momento de la historia los descubrimientos han tenido gran importancia para determinadas épocas, vemos que la palabra oral y escrita no han sido las menos exitosas. La literatura ha trascendido desde sus orígenes y ha adquirido un valor muy importante en la actualidad, la literatura es aquella que nos permite ir más allá de lo que esta simplemente y llanamente escrito, pues es un arte que trasciende de una u otra forma la humanidad, donde se pueden expresar emociones, vivencias, sentimientos, conocimientos, ideas, generando una opinión de la sociedad acerca de un tema de forma escrita, teniendo como base una época, región, o movimiento, lo que hace diferenciarla e independizarla de otras corrientes. La literatura es un arte que utiliza a la palabra como medio de expresión, también busca el placer estético, esta es su finalidad esencial y principal ya que por medio de ella se puede llegar a reflejar una enseñanza, un intercambio de ideas y una finalidad moral, por ello dentro del aula de clases es interesante pensar como lo plantea Louise Rosenblatt en su libro la literatura como exploración que “la literatura es una experiencia, una forma de vivir vicariamente vidas y emociones ajenas y acercarse a las propias y por tanto enfrentar dilemas vitales” es por esto, que en el aula de clase el docente como mediador e impartidor de conocimiento debe de ser una persona comprometida, que enseñe literatura pero desde el placer, desde las vivencias, que el estudiante aprenda a defenderse y sea una persona comprometida con la sociedad y con él mismo. La literatura como medio de enseñanza debe provocar el gusto por ella, es decir buscar ambientes propicios donde los estudiantes realicen sus adecuaciones a los documentos de un temática en especial pero con opciones de diversos autores, es decir buscar o incentivar hacia una autonomía y una libertad, como lo plantea Arturo Alonso Galeano en su ensayo “Enseñar literatura entre el asombro, la experiencia y la formación”, es decir que ese conocimiento sin sentido, adquiera un valor característico en cada estudiante, provocando ese placer. Cabe rescatar que nosotros la finalidad del docente y de los futuros o próximos es incentivar a los alumnos hacia el gusto y el deseo de leer un buen libro, que ellos disfrute lo que están leyendo; dándole la oportunidad y la libertad de que hagan un buen comentario, un análisis, de lo que hayan leído y así a través de sus


lecturas permitir una formación como persona logrando una lectura espontánea y sin sujeción a prejuicios. Sin embargo, el maestro podrá refinar su capacidad de elegir en la medida en que lea y se informe por diversos medios acerca de las obras de mayor calidad para sus alumnos, una buena obra literaria para niños y adolescentes es aquella que no se agota en la primera lectura y que puede interesar, conmover o impactar tanto a un niño como a un lector adulto; es por ello que el texto literario puede afectar el sentido que el estudiante tenga acerca de la personalidad y de la sociedad, contribuyendo a formar sus imágenes del mundo, de sí mismo y de la condición humana; nadie puede contarnos un poema, porque lo que un poema nos permite es ver, sentir o vivir o vivir a través de él. Finalmente lo que se trata es buscar la sensibilización tanto del docente como del estudiante por la literatura, que en ella despierte el interés, los deseos de ir más allá, puesto que una persona lectora desde sus perspectivas es una individuo que se informa que conoce su mundo y su entorno y que es capaz de defenderse incluso desde su bagaje lector, e allí la importancia del docente como ente medidor que ayude al enriquecimiento del conocimiento, porque una cosa es que “la juventud de hoy no lee”, pero otra es cuestionarse porque no lo hace, que le está sucediendo en realidad; por lo tanto se trata es más bien de buscar diversas alternativas al trabajo curricular, desarrollar criterios de selección de los materiales como una condición necesaria para garantizar los logros.

Bibliografía Louise M. Rosenblatt La literatura como exploración. Colección Espacios para la Lectura. Fondo de Cultura Económica, México, 2002. Galeano, Arturo Alonso. Enseñar literatura entre el asombro, la experiencia y la formación. Revista 57. 2012


función sociAl del docente en lA lecturA y lA escriturA El maestro en su quehacer diario se ha visto expuesto a una sociedad cambiante que está expuesta a diversas culturas y desarrollos económicos y tecnológicos, por ello su labor no solo se limita a la simple enseñanza, sino a convertir sus clases en alimento para el estudiante en una sociedad que le permita por medio de la lectura y la lectura formar ciudadanos críticos ante el contexto que lo circunda. La enseñanza de la literatura constituye hoy en un reto; un reto que se debe ubicar en un contexto histórico y cultural donde vemos emerger discursos sobre los campos literarios y didácticos que se caracterizan por su variedad. Las prácticas pedagógicas en el aula de clase no son ajenas a estos acontecimientos y a las nuevas discursividades que se tejen alrededor de la Educación y la Literatura, por el contrario, reclaman reflexiones y novedades educativas que sintonicen con los tiempos que corren y posibiliten una verdadera proximidad entre escuela y vida. El docente es un ser tan importante en el proceso de enseñanza- apre4ndizaje como lo son sus estudiantes, la diferencia es que el maestro debe buscar las alternativas necesarias que permitan formar ciudadanos de mundo, seres críticos y eso lo hace por medio de sus palabras y ajustándolo a la temática que pretende desarrollar, por ello el docente independientemente del área o asignatura que enseñe debe estar actualizado y relacionar el conocimiento a la sociedad. La sociedad es característica porque a través de ella podemos crearnos una concepción de mundo y esta nos puede permitir asociar unos conocimientos que ya están dados y transmitidos a un saber social. Por su parte, el docente de español y literatura es aquel que puede fundamentarse más en dicha postura, ya que la lectura que se debe hacer de los libros no es sólo buscar lo explícitos sino ir más allá y buscar lo explicito. Con base a lo expuesto es muy interesante fundamentar la relación pedagógica de la cual un maestro se debe basar para que su práctica pedagógica sea fructífera:


Tomado de:

http://practicareflexiva3.wikispaces.com/Dimensiones+vocacional

De allí que el docente sea un ser social que esté dispuesto al cambio y que buscar respuestas a preguntas como: “¿Qué está pasando? ¿De qué manera estoy pretendiendo educar? ¿Qué resultados he conseguido realmente? ¿Cuál sería la forma más conveniente de hacerlo?”, para lo cual, resulta recomendable que los docentes perciban lo que piensan los demás, y al mismo tiempo que se ubiquen e involucren con su práctica personalmente, para analizar las actividades que realizan en función de la educación de sus alumnos y de su proceso formativo, todo enfocado en realizar una labor social transformadora. Las Tic´s permiten desarrollar los conocimientos y las competencias básicas de los estudiantes apoyadas en ambientes de aprendizaje en el aula basados en la práctica, la investigación y la construcción del saber y del conocimiento que combinando medios, materiales didácticos, práctica y entrenamiento a través del espacio telemático, le permitirá a los estudiantes potenciar y dinamizar el proceso de aprendizaje en el aula de clase. Finalmente un profesor debe aprender de las nuevas circunstancias y tal vez dejar a un lado sus viejas experiencias para convivir con las nuevas, de la misma manera debe adaptarse a las nuevas épocas donde debe asumir que si no se pone a la par con el progreso educativo tanto él como sus enseñanzas pasaran a ser historia.


sistemAtizAción de experienciAs

La sistematización es aquella que nos permite llevar un registro de una serie de experiencias que se desarrollan, es decir plasmar unos acontecimientos vividos dentro del aula de clase, con el fin de tener una mejor organización acerca de lo que queremos y deseamos transmitir a nuestros alumnos, teniendo presente que para realizar esta acción es necesario reflexionar, escribir, borrar, reescribir, documentarse, entre otras. El valor que adquiere el docente al realizar su sistematización es valiosa, ya que por medio de ella le permite primero que todo tener una mejor organización acercad e lo que desea enseñar, segundo podrá innovar su clase por medio de una enseñanza ordenada, logrando una interacción entre el docente que es que enseña y los alumnos que son los que están con disposición de recibir un aprendizaje. Es escritura ordena y documentada de los saberes acumulados por una experiencia, no se puede reconocer que requiere de un gran esfuerzo, ya que, es salirse de eso rutinario que hacen muchos docentes para actualizarse a unos nuevos retos que permiten nuevos horizontes, pues la educación si la utilizamos con una brújula, identificaremos que nos puede mostrara el norte y el sur de los acontecimiento y darnos una dirección o proyectarnos hacia cuál es el camino correcto y hacia donde debemos llegar con nuestro estudiantes, para despertarles el gusto por un aprendizaje que les será útil para sus vidas. Con lo mencionado anteriormente, observamos que la sistematización debe mostrar los éxitos, acompañados de todas las cosas buenas y malas de ellos, haciendo una retroalimentación y reflexión de las causa y efectos y como todo lo allí vivido, y con ello lo puedo coger, analizarlo de una buena manera para que en un futuro no me ocurra lo mismo, es decir, tomar lo positivo y lo negativo de mi experiencia, analizarlo, argumentarlo y transmitírselo a otros, para que lo apliquen y que comparen con sus propias experiencias. Finalmente si tenemos en cuenta que al sistematizar se adquiere conocimiento acerca de las cosas buenas y malas que me puede dejar mi experiencia y así realizar una retroalimentación que me permita mejorar y analizar todos aquellos errores que en un momento determinado me sucedieron y cómo solucionarlos para no volver a fallar en lo mismo.


En conclusión la sistematización se debe ver como un desafío de aprendizaje en el cual se pueda evolucionar y profundizar con conocimientos a través de in intercambio de nuevos conocimientos para enriquecerla y verla desde un ámbito social donde el sujeto y objeto, permitan la construcción de significados y enseñanzas.

Tomado de : http://sistematizandoexperiencias.wordpress.com/2012/05/23/como-sistematizar-unaexperiencia-primera-parte/

Tomado de: http://sistematizandoexperiencias.wordpress.com/

bibliogrAfíA •

De Souza, Francisco. Sistematización: un instrumento pedagógico en los proyectos de desarrollo sustentable.” Revista Internacional Magisterio.


Jara Hollyday, Oscar. “Sistematización de experiencias: un concepto enraizado en la realidad latinoamericana.” Revista Internacional Magisterio.

Vasco, Carlos Eduardo. “Sistematizar o no, he ahí el problema.” Revista Internacional Magisterio N33 Junio-Julio 2008.

http://sistematizandoexperiencias.wordpress.com/

http://sistematizandoexperiencias.wordpress.com/2012/05/23/comosistematizar-una-experiencia-primera-parte/

formAción docente, retos y competenciAs


La docencia es una profesión cuya especificidad se centra en la enseñanza, entendida como acción intencional y socialmente mediada para la transmisión de la cultura y el conocimiento en las escuelas, como uno de los contextos privilegiados para dicha transmisión, y para el desarrollo de potencialidades y capacidades de los alumnos. Un docente de cualquier asignatura debe contar con unas competencias profesionales que le permitan formarse como un buen maestro con principios y fundamentos que le permitan enseñar con dinamismo y buena actitud hacia el conocimiento, teniendo presente factores como la observación, medición y evaluación de sus conocimientos de sus estudiantes e incluso de sus compañeros docentes sirviéndole como ejemplo para su fundamentación. La formación docente es un proceso permanente, que acompaña todo el desarrollo de la vida profesional, actualmente los docentes se encuentran en un desafío cada vez más grande, y es la manera como la globalización ha emergido en las personas y como un instrumento se hace tan necesario para comunicarnos con los demás y estar informados de los acontecimientos que pueden pasar. Si miramos el perfil del maestro del presente, del que está ejerciendo su profesión y se graduó ya sea de la universidad o de la Escuela Normal hace ya más de 10 años, bien podría afirmar que frente a estos grandes retos, los maestros tenemos una formación insuficiente como lo plantea Miryam Ochoa un rectora de una institución comentándolo en Altablero. Es muy característico lo que plantea porque si bien es un reto para los docentes están inmersos en las Tics es mucho más difícil cambiar de pensamiento a docentes que llevan años en su oficio con una educación pasiva que no lleva a la trascendencia del estudiante, sino a una heterogeneidad que no le permite ser una persona racional autónoma. El mundo de hoy requiere maestros con una gran capacidad de decidir autónomamente el contenido de lo que se enseña y del modo de enseñar, es por medio de la didáctica de la enseñanza, de la metodología donde puedo propiciar el gusto por el conocimiento sea de una asignatura, una materia, una temática. Por tanto, si se el contenido y se implementarlo, se el cómo y el para qué con qué finalidad, seguramente mi competencia como docente va impactar en los estudiantes. El maestro debe ser un facilitador de la construcción de conocimiento para promover la autonomía y la habilidad para desempeñarse en un contexto. Por eso, la formación de maestros tiene que apuntar a su creatividad, a su flexibilidad, a su capacidad de elegir y de seleccionar lo que es pertinente.


Esto exige un maestro mucho más estructurado en relación con el conocimiento del área que maneja, más culto, universal, profundo y riguroso, que debe actualizarse permanentemente, investigar y documentarse lo más exhaustivamente posible. Es muy interesante como el maestro puede mediar con sus estudiantes para lograr conocimientos, así también desequilibrios que le ayuden a pensar, que lo lleven al razonamiento, un maestro debe tener competencias como: tener un buen conocimiento acerca del tema que va a abordar por medio de una intencionalidad, el qué, para qué, lograr esa motivación de los estudiantes. Realizar esas secuencias didácticas, y hacer trasposición, es decir llevar los conocimientos a un saber enseñar que facilite una comprensión, y un buen docente debe desarrollar y aprender a incentivar las competencias comunicativas y lingüísticas, como lo plantean los lineamientos curriculares provocar una competencia semántico- comunicativa, y ayudar a los estudiantes a relacionar todos esos conocimientos con su diario vivir. El trabajo en equipo es una estrategia que permite por medio de una actividad, ver diferentes perspectivas de los estudiantes, unos asumirán una labor líder y aprenderán a relacionarse con los demás en la resolución de un conflicto e identificar la colectividad inmersa en la realidad, ya que, el ser humano necesita de la relación, de la vinculación con los otros para crear una concepción de mundo más clara. En conclusión un docente principalmente debe organizar y propiciar situaciones con los estudiantes, teniendo en cuenta el contexto y así por medio de él plantear situaciones problema que se vean inmersas en la sociedad, para así analizar las pre-concepciones que tiene el alumno de su sociedad y como puede contribuir a mejorarla. Finalmente la labor fundamental de todo maestro radica en la creación de condiciones que contribuyan al aprendizaje real y efectivo de los alumnos, que permita un acercamiento a los problemas reales que tienen los estudiantes en sus procesos de aprendizaje, a las necesidades concretas, locales y particulares porque de eso depende el éxito de la enseñanza.


lecturA y escriturA, trAnsformAción, desAfío y expectAtivA Leer por placer sólo se puede comparar con escribir por placer. Alejados de la coerción académica, la escritura se vuelve una mecanismo para pensar sobre el propio pensamiento y sobre las diversas representaciones mentales que nos fustigan todo el tiempo. Más que un escape, es un encuentro con las voces que nos habitan. Deila Lerner en su libro “leer y escribir en la escuela” nos quiere dar a entender cuál es la importancia de la lectura y la escritura en nuestra sociedad, en especial en el ámbito educativo, en el lugar de clase, ya que es allí donde se empiezan a cultivar una serie de propuestas y procedimientos de los cuales los estudiantes se basan para un futuro. Si miramos la escritura y la lectura desde la escuela, encontramos una gran dificultad en el sentido de que cada día es menos la lectura, el estudiante no lee por gusto, lo hace a modo de obligación, más no con el propósito de lograr una construcción crítica que lo permita visualizar el mundo con otros ojos, desde otra perspectiva diferente a la que el docente le quiere plantear. Para leer un texto hay que tener dos interpretaciones por parte del estudiante, la primera es la que recibo desde mis conocimientos adquiridos y cómo la puedo interpretar, qué concebí de ella y la otra es la mirada que me pretende dar el docente sobre dicho texto, es allí donde el estudiante se vuelve crítico, juntando lo interpretado desde otra visión, desde la concepción de los demás y así formar su propia concepción. Por eso, la lectura no es sólo leer sin ningún propósito, porque de ser así no habría escritura ni lecturas, ya que el escritor escribe con una intencionalidad de comunicar algo a alguien o a un público en específico y por tanto si la lectura la llevamos a un segundo plano no lograremos una significación, ni le daremos sentido a los escritores. Por su parte Deila Lerner nos propone una serie de pasos para transformar la enseñanza de la lectura y la escritura en algo útil, con sentido. Allí presenta el valor de leer, ya que esto no implica el sólo conocimiento de un texto, sino que en el mismo texto o incluso en nuestro interior evocamos otros textos con los cuales relacionamos.


Se propone pues asumir una herencia cultural, involucrarnos en los textos y poner una puesta sobre nuestros conocimientos, claro está que ello necesita que los docentes, las instituciones, el gobierno, la familia, la cultura y los estudiantes, se enfrenten a un desafío y es: formar verdaderos practicantes de lectura y escritura, por medio de una formación crítica. Una persona crítica tiene más posibilidades de señalar lo que está a su alrededor y de lo cual no está de acuerdo, que bueno fuera que los estudiantes sean así, que critiquen la sociedad, que refuten a partir de lo que leen y por medio de eso plasmar sus escritos de forma coherente, con intencionalidades claras o incluso, no sólo juzgar a la sociedad, sino más bien crear nuevas opciones de lectura, seres creativos, imaginativos, con expectativas, que por medio de estos dos elementos la lectura y la escritura abran nuevos horizontes de pensamiento y saber. Este desafío implica un cambio radical en la escuela, ya que la institución se basa en unas planeaciones, enseña a escribir, a leer con objetivos muy precisos que en el pensul y en plan de área se proponen y así de deben cumplir, por lo cual no se está llevando hacia una reflexión por parte del estudiante, sino que cada vez se vuelve más pasivo, no crea y en ocasiones transmite literalmente lo que hay en un texto por medio del lenguaje oral o escrito, o incluso llega al extremo del plagio hacia sus compañeros y docentes. Es allí donde Deila Lerner nos invita a que haya una secuencia didáctica, que haya una trasposición didáctica, pretendiendo hacer una interacción en forma de triada como la siguiente:


Con el anterior cuadro se puede identificar que esa triada es fundamental en el proceso de enseñanza- aprendizaje y que los docentes deben estar capacitados en todo, en lectura, en escritura, para lograr una formación, una verdadera trasposición del saber. Con lo anterior es indispensable que tanto el docente y el estudiante lleguen a unos pactos, que concilien sobre los derechos y obligaciones que cada uno tiene y a ello llamamos contrato didáctico por ello el valor que tiene en el estudiante dentro de la formacion, sin él el docente no tendría una función, y asi llevar situaciones didacticas viables donde esa interaccion construya sociedad y formacion integral en los estudiantes. En el capítulo cuatro del mismo libro, la Dra Lerner nos escribe sobre el significado de leer y a ello nos encontramos con un grave problema y es no saber leer desde mi propia concepción y ello se debe a que en las diferentes materias que ven los estudiantes se lee pero con el propósito de informar más no con la intencion de aumentar los conocimientos. La lectura se ve simple y llanamente como algo que lo necesitamos, pero que a nivel institucional los decentes no le dan la verdadera importancia. Vemos que una obra es abierta y que esta dispuesta a múltiples significados e interpretaciones, por ello es importante que el docente de los medios necesarios que le permitan al estudiante tener elección sobre lo que desea leer, claro esta que se relacione con la temática dada. Los libros no muerden, hay unos que aburren y otros que despliegan la imaginación, allí donde la lectura puede tocar y transformar, lo que hay es que enseñar de diversas maneras la lectura, posibilitando la diversidad de textos, que se dé la lectura de una manera viva y vital. En la escuela los textos leídos en voz alta llaman más la atención y la concepción de aprendizaje, en donde leer y escribir sean elementos poderosos para repensar el mundo y reorganizar el propio pensamiento, teniendo un objeto de comunicación social. Deila Lerner hace una fuerte crítica a la educación en el sentido de la escritura y la lectura, ya que no se proporciona un conocimiento significativo los maestros están muy dados a dar temas pero no llevan al estudiante a que haga críticas de las obras y que lo realicen con responsabilidad propia no por obligación donde sea un proceso acumulativo y receptivo sino pasar las fronteras que nos ha brindado el sistema político y el sistema educativo.


Además los procesos educativos se han basado en el simple procedimiento de evaluar, de sacar una nota y ya, sin tener en cuenta la enseñanza, qué tanto aprendió el estudiante, hasta donde llego, qué se puede mejorar y en cierto modo esa calificación privatiza al estudiante a expresarse y se basa en la secuencia de trabajo que debe desarrollar el profesor, como dice Deila Lerner que el docente tenga la última palabra y no la primera” es decir, que el estudiante pueda valorar su proceso, que este participativo que se califique de acuerdo a lo que comprendió en el periodo académico. En conclusión hay que romper el abismo que plantea Deila Lerner en su libro “leer y escribir en la escuela”, donde la práctica escolar y la práctica social se ven separadas para la implementación de la escritura y la lectura, siendo modelados los pensamientos a entes institucionales. Se debe crear una nueva visión de la lectura donde se plantee lo social, donde sea un objeto de enseñanza y aprendizaje, donde el estudiante tenga un desequilibrio cognitivo, que le permita pensar y reflexionar sobre una temática especifíca y tenga un deseo de aprender al solucionar el problema. Finalmente, se debe fundamentar un lectura con propósitos, cambiar el sentido de la enseñanza de la escritutura y la lectura entendiendolas como maneras de ver y percibir el mundo, ademas ellas nos adentran a otros mundos posibles y asumir un posicion crítica.

Bibliografía  Lerner, Deila. 2001. Leer y escribir en la escuela: Lo real, lo posible y lo

necesario. Cap. 2 y 4. 2001. México, Fondo de Cultura Económica, 191 p.  https://www.facebook.com/groups/643269422353097/  http://es.scribd.com/doc/101484976/Leer-y-Escribir-en-La-Escuela-Delia-

Lerner


Taller 1Estándares básicos del lenguaje y lineamientos curriculares. “Una obra literaria refleja o refracta los énfasis característicos de su propio tiempo“. ¿Qué es una competencia literaria? Si entendemos que una competencia literaria se refiere a la puesta en juego en los procesos de lectura y escritura, un saber literario surgido de obras culturales y socio-culturales desde un análisis de las obras mismas, haciendo uso de un proceso significativo.

La teoría literaria debe partir de la lectura de un texto, sean fabulas, mitos, cuentos, poemas, leyendas, teatro, etc por tanto las obras escogidas por el educador deben ser acordes a la temática dada, con valor significativo para los estudiantes que busque la transformación, que beba de la época en que se desarrolla, que sus temas apasionen a los estudiantes y así buscar el gusto por la lectura. ¿Qué dicen los lineamientos y los estándares de la competencia literaria de 1º a grado 11º?

En realidad los estándares básicos de competencias del lenguaje pretenden buscar una integridad para los estudiantes donde se le puedan facilitar las herramientas necesarias para su proceso.


¿Cuáles son los enfoques de la enseñanza de la literatura?

Los dos cuadros anteriores nos dan un ejemplo acerca de los enfoques en que puede ser llevada la literatura, son interesantes estos enfoques porque por medio de las habilidades comunicativas (hablar, escribir, escuchar y leer) nos ayudan a formar un proceso de cognición donde vamos reforzando valores, actitudes y comportamientos, donde esos procesos de lectura, escucha, la oralidad y lo escrito ayudan a formar personas criticas que tengan presente que no sólo es ir al colegio a aprender lo que ya está estipulado sino innovar, que el estudiante se cuestione, pues la lectura se ha convertido en un medio de aprendizaje que cada día adquiere más fuerza por la cantidad de conocimientos que posee, además hay diferentes tipologías de texto, desde el informativo, narrativos, explicativo hasta el argumentativo, en donde en alguna de estas categorías el estudiante-lector se puede identificar y formas inclusive sus propias producciones. Aportes didácticos de la enseñanza de la literatura. La enseñanza de la literatura tiene como propósito promover el hábito de lectura, por ello es fundamental que la escuela genere el gusto por lecturas de poemas,


cuentos, novelas, incentivando en el estudiante una buena interpretación y promoviendo el comentario a los textos leídos. En este sentido hay diversas maneras de analizar y entre ellos el siguiente texto que propone una mirada hacia la enseñanza de la literatura:

Concepto de literatura La literatura sin lugar a duda es el arte que utiliza como instrumento la palabra que se da con el propósito de una comunicación por medio de una obra arte, la literatura dentro de la sociedad cumple una función muy importante porque abre un portal hacia el conocimiento, el contacto con un libro pone en funcionamiento la capacidad de discernir, de fantasear, en definitiva, la capacidad de creatividad de la persona desde la investigación y la comparación. La literatura es tan importante en nuestra vida porque a bebido de una historia, unos autores, una época, unas características especificas, unas ideologías y demás, por ellos se puede definir a manera general que la literatura es el arte que utiliza como instrumento la palabra, es aquella que nos permite ir más allá de lo que esta simplemente y llanamente escrito, pues es un arte que trasciende de una u otra forma la humanidad, donde se pueden expresar emociones, vivencias, sentimientos, conocimientos, ideas, generando una opinión de la sociedad, a continuación se mostrarán unas concepciones que tienen diferentes autores acerca del termino de literatura:

La literatura desde diferentes concepciones KANT: La con

el

literatura, es una función lúdica del espíritu, en la que el escritor juega lenguaje, creando imágenes para recreación de los lectores.

Es aquella obra que podemos leer únicamente de manera desinteresada, opone el placer estético al placer práctico. Mario Vargas Llosa "...La literatura es una representación falaz de la vida que, sin embargo, nos ayuda a entenderla mejor, a orientarnos por el laberinto en el que nacimos, transcurrimos y morimos. Ella nos desagravia de los reveses y frustraciones que nos inflige la vida verdadera y gracias a ella desciframos, al menos parcialmente, el jeroglífico que suele ser la existencia para la gran mayoría de los seres humanos”. Según CASTAGNINO, la palabra literatura adquiere a veces el valor de nombre colectivo cuando denomina el conjunto de producciones de una nación, época o corriente; o bien es una teoría o una reflexión sobre la obra literaria; o es la suma de conocimientos adquiridos mediante el estudio de las producciones literarias.


La literatura es una manifestación de una realidad en otra nueva realidad teniendo como materia prima la palabra y como ingredientes fundamentales la creatividad, la estética, el sentimiento, la belleza y la vida misma. JORGE LUIS BORGES: La Literatura es un arte que sabe profetizar aquel tiempo en que habrá enmudecido, y encarnizarse con la propia virtud y enamorarse de la propia disolución y cortejar su fin. Es un sueño dirigido y deliberado del escritor. Si la literatura no fuera más que un álgebra verbal, cualquiera podría producir cualquier libro, a fuerza de ensayos y variaciones. ROMAN JAKOBSON: “el objeto de la literatura es la literalidad, que es lo que hace de una obra determinada una obra literaria” Nace con los formalistas rusos el concepto de literalidad, entendida como algo más que la fidelidad de las palabras a un significado. JOAQUÍN XIRAU: “La literatura, como el arte, es una de las formas más altas de conciencia, es una forma de conocimiento y de autorreconocimiento” TZVETAN TODOROV: “La literatura es un medio de tomar posición frente a los valores de la sociedad; digamos de una vez que es ideología. Toda literatura ha sido siempre ambos: arte e ideología” MARÍA MOLINER: “la literatura es el arte que emplea la palabra como medio de expresión, la palabra hablada o escrita” “El papel de la literatura es más importante de lo que comúnmente se piensa. Es en la obra de los literatos y no en los diarios, revistas o informativos de televisión, donde se comprende y se entiende en profundidad lo que sucedió y lo que sucede” MEMPO GIARDINELLI. El goce de leer surge a partir de sentirse en presencia de una voz que nos cautiva, reflexiona el filósofo y escritor SANTIAGO KOVADLOFF: “nos cautiva porque al decirnos algo sobre él esa voz nos dice mucho sobre nosotros. Los escritores que se constituyen en autores queridos suelen ser más reales que muchos de los seres concretos a los que frecuento” para el filósofo el placer de leer es también el de la intimidad con quien nos dirige la palabra “y nos conecta a su vez con nuestra propia voz. No son sólo ellos los que pueblan nuestros anaqueles, sino también nosotros los que estamos en esa biblioteca”. Al referirse a la necesidad de la lectura, el escritor ABELARDO CASTILLO dijo: “es un acto decisivo para la comprensión del mundo en que vivimos. Leer es descifrar una intrincada escritura que nos circunda y nos rige. Es el hilo para encontrar el camino hacia nuestra libertad. La instrumentación de la ignorancia es el arma más formidable para aniquilar la libertad de un pueblo”. -Usted ha dicho que las grandes obras literarias ayudan a componer o fijar ese espacio mental y hasta moral que es la sensibilidad de una época. ¿Sigue pensando así? - Mientras un lector lea, y luego ese lector escriba, y otro más lea, ya hay una mirada incontrolada y suelta que está corroyendo. Mientras haya una mirada


que escape al control, no somos esclavos. La literatura sirve para salvarnos de la esclavitud, no tiene otro fin. Entrevista a RAFAEL CHIRBES. “Entre tantos conflictos y contradicciones, existe un territorio llamado libro en donde el placer, los sueños, la memoria y las ideas conviven y confrontan a través de la palabra. En sus páginas se mezclan la sensualidad, las pasiones, la intriga, las imágenes y las ideas a través del lenguaje, vehículo integrador que nos permite hacer clic cuando queremos sin que la pantalla oscurezca nuestra imaginación”. MANUELA FINGUERET.

Bibliografía  Ministerio

de educación nacional. Lineamientos curriculares lengua castellana. Santa fe de Bogotá julio de 1990.

 http://www.faceducacion.org/redlecturas4/?q=node/33  Ministerio de educación nacional. Estándares Básicos de Competencias en

Lenguaje, Matemáticas, Ciencias y Ciudadanas. Imprenta nacional de Colombia 2006.

el AulA, como culturA de pensAmiento El aula es un espacio en el cual el estudiante puede generar espacio de interacción con los demás y que puede generara aprendizajes significativos escuchando historias, viendo el comportamiento de los docentes y de sus compañeros, de allí que el aula no se vea simplemente como ese lugar donde solo voy a que me enseñen sino que es un lugar abierto que puede tener miles de significaciones y pensamientos. La cultura nos ha enseñado que necesitamos estar inmersos en una sociedad para poder comunicarnos y entender lo que está a nuestro alrededor, de allí que el docente debe estar abierto con miles de estrategias que permita lograr que el estudiante aprenda a pensar.


En la actualidad a pesar de la modernización y la industrialización es difícil decir que un estudiante es autónomo, que es crítico y que piensa, ya que nos hemos quedando en eso tradicional que es solo transmitir por transmitir sin mirar nuestra realidad, sin mirar lo social. Por ello la enseñanza se alude como una telaraña, ya que en la medida que desee la puedo construir y se va haciendo más resistente pero cuando descubro que la malla por errores se puede romper ahí si es delicado. Por ello debemos procurar que esa telaraña que construya de una buena manera, hay que generar espacios de interacción que nos proporcione ver un mundo cambiante y poder contribuir al cambio de la mejor manera. Por ello, cuando un estudiante piensa fortalece sus capacidades sirviéndole para tareas determinadas, es un ciudadano de mundo, aquel que puede tomar decisiones sin mirar o esperar las opiniones de los demás, que puede critica, analizar y tomar postura frente a los problemas y las soluciones, en fin la enseñanza debe facilitar acceso a instrumentos de la cultura, por medio de propuestas didácticas respetuosas a la diversidad y que promuevan la motivación y creatividad de los estudiantes. En conclusión desengañémonos, cuando se dice el tópico ese de que a la gente no se la enseña a pensar, no se está hablando de método de pensamiento, sino de contenidos. Porque quien bien discurre, ha de llegar a unas mismas conclusiones, como si esto fuera un 2+2. Y por supuesto, las conclusiones adecuadas son las propias, y todo lo que sea no pensar lo mismo que uno es una desviación del "buen pensar". Es un resultado: si coincides conmigo, sabes pensar. Al final da lo mismo el cómo se haya llegado ahí.

bibliogrAfíA


María Mercedes Civarolo. El aula, como cultura de pensamiento ¿Una respuesta posible al gatopardismo escolar?. Pág. 46-51. Revista Magisterio # 66.

http://blogs.opinionmalaga.com/eladarve/2009/02/21/ensenar-o-eloficio-de-aprender/

http://mirrall.blogspot.com/2012/03/ensenando-pensar.html

lA evAluAción: cuestión de sentimientos. poder y éticA El ejercicio de evaluar y de ser evaluado ha ido desencadenando una serie de temores, el uno al evaluar y tener expectativas con respecto a sus estudiantes y el alumno con el propósito de temer perder lo que está siendo evaluado; ante ello se hace necesario romper esos obstáculos y dificultades que nos llevan a ese proceso de evaluación por medio de un reconocimiento de la existencia de las propias emociones. Jorge Frasce nos menciona una serie de ejemplos los cuales son importantes rescatar con respecto a la evaluación ya que esta puede ocasionar sentimientos,


pero en algún sentido se ve ese temor que causan los docentes a sus estudiantes y el tema de la ética aquí se ve reevaluado:  Temor porque la profesora o el profesor había generado miedo con su

actitud autoritaria durante el curso.  Desorientación, sorpresa, indignación o desconcierto porque se preguntaba

algo que no se había enseñado.  Intensa inquietud porque el docente era tan excelente y tan significativo

para el evaluado, que no se quería defraudarlo.  Sentimiento de imperativa obligatoriedad moral de n o fallar, por el esfuerzo

que la familia hacía para sostener sus estudios.  Sentir que lo que el evaluador busca es lo que no se sabe y no lo que se

domina.  Sentir que lo que se está evaluando son las cualidades personales y no el

propio desempeño académico. Sin embargo, vemos que mediante estos ejemplos no cuestionamos sobre si ¿Será porque desde que fuimos a la escuela siempre se nos mencionó la Evaluación sinónimo de castigo o de sacrificio? Ante ello el docente debe tener unos medios adecuados que permitan que los estudiantes no tengan esos sentimientos atemorizadores y que por el contrario vean a la evaluación como un medio que permite tener una retroalimentación del proceso que se ha enseñado. Ante ello encontramos unos principios éticos que el autor nos propones para el proceso de evaluación y son: 1. El evaluado debe conocer sobre QUÉ se lo va a evaluar. 2. El evaluado debe saber CÓMO, CON QUÉ INSTRUMENTOS, se lo va a evaluar. 3. El evaluado debe saber con QUÉ PARÁMETROS se lo ha de evaluar. 4. El evaluado debe saber CUÁNDO se lo ha de evaluar. 5. El evaluado debe saber DE CUÁNTO TIEMPO DISPONDRÁ PARA REALIZAR SU TRABAJO DE EVALUACIÓN. 6. El evaluado debe RECIBIR LA DEVOLUCIÓN de la corrección, EN UN TIEMPO LO MÁS CERCANO POSIBLE a la realización de la evaluación. 7. El evaluado tiene derecho a COMPRENDER LAS RAZONES DE LA CALIFICACIÓN obtenida. 8. El evaluado debe COMPRENDER LAS CAUSAS DE SUS ERRORES. 9. El evaluado debe poder INTENTAR CORREGIR SUS ERRORES, con la orientación de su evaluador. 10. El evaluado debe poder REFLEXIONAR SOBRE TODO EL PROCESO DE EVALUACIÓN.


Estos principios nos pueden ayudar a identificar que tanto el docente como poseedor de conocimiento y transmisor del mismo tiene como función analizar que no todos los estudiantes tienen las mismas capacidades, que todos son diversos, en edad, en pensamiento, y por tanto el rol del docente debe ser con disponibilidad de posibilidades, estrategias que ayuden a formar seres sin ningún temor. En conclusión la evaluación es un buen método de valorar un proceso de aprendizaje, la clave está en que no seamos drásticos en este sentido, sino que hay diversas maneras de evaluar y según el tipo de población se debe escoger la más correcta, que el maestro elija un estilo y una estrategia didáctica pedagógica diferente.

Bibliografía 1. Jorge Fasce. La evaluación: cuestión de sentimientos, poder y ética. Pág.

18-21. Revista Magisterio # 35.

lAs competenciAs en el mArco de lA educAción superior Las competencias son las capacidades de poner en operación los diferentes conocimientos, habilidades, pensamientos, carácter y valores de manera integral en las diferentes interacciones que tienen los seres humanos para la vida en el ámbito personal, social y laboral, sirviéndole para comprender, transformar y practicar en el mundo en el que se desenvuelve.


En educación se pretende enseñar por competencias y quien más que Jacques Delors quien propone que la educación debe estructurarse en torno a cuatro aprendizajes fundamentales que serán, en el transcurso de la vida para cada ser humano, los pilares del conocimiento: aprender a conocer, es decir, adquirir los instrumentos de la comprensión; aprender a hacer, para poder influir sobre el propio entorno; aprender a vivir juntos, para participar y cooperar con los demás en todas las actividades humanas; por último, aprender a ser, un proceso fundamental que une los tres elementos anteriores.

Por medio de lo anterior se pretende que cada persona busque el medio más adecuado para ser competente y que la educación le ayude a explorar y desarrollar la personalidad de los que aprenden, con el fin de permitirles llevar una vida mejor y de transformar la sociedad en la cual viven, ya que, en la medida en que un ser humano cambie de pensamiento y actitud se verá expuesto a miles de transformaciones en su vida interior y exterior.

bibliogrAfíA

María Helena Quijano. Las competencias en el marco de educación superior. Pág. 72-74. Revista Magisterio # 36.

la


http://es.wikipedia.org/wiki/Competencia_%28aprendizaje%29

http://www.monografias.com/trabajos82/aplicacion-pilares-modelodocente/aplicacion-pilares-modelo-docente.shtml#ixzz33nKqv3d3

http://www.peremarques.net/competen.htm

reflexiones sobre los propósitos y usos de lA evAluAción


La evaluación ha sido un tema bastante discutido con respecto a la educación, pues en ella se han definido criterios de calidad y verificación, se evalúan no solo a los estudiantes, sino a los docentes e incluso a la misma institución tanto municipal, como departamental y nacionalmente. Por ello la evaluación si la entendemos como una prueba en la que se mide el nivel de conocimientos, aptitudes, habilidades o de unas capacidades físicas determinadas. Se usa como herramienta para determinar la idoneidad de alguien para la realización de una actividad o el aprovechamiento de unos estudios. Pero si la entendemos como uno de los elementos de un conjunto más amplio de acciones y prácticas, nuestra percepción hacia ella va a ser diferente. En algunos casos la evaluación se usa para medir esa habilidades desarrolladas en unos tiempos determinados, y con unas temáticas establecidas, pero que sucede cuando un estudiante que según su desempeño es muy bueno y que en la prueba le va muy mal, ahí el docente tiene que jugar con una doble dimensión con la académica y con al personal o sentimental, pues por ejemplo el estudiante pudo haber tenido algún inconveniente y en su evaluación le fue muy mal, pero si se miran sus desempeños y se busca un diálogo entre el estudiante y el docente posiblemente la evaluación y la calificación cambien. El alumno debe ser el centro de todo proceso, debe realizarse por parte del docente una interacción que permita el dialogo, donde haya una evaluación continua, una evaluación centrada por competencias, que el docente recoja y tenga en cuenta las evidencias durante el proceso de aprendizaje. Dispositivo evaluativo

+

Dispositivo didáctico

En el gráfico anterior vemos como la evaluación se puede transformar no en ese medio de certificación y categorización donde te dicen si eres bueno o menos bueno, sino verlos como ese medio que permite tener una transformación de pensamiento por medio de propuestas que logran mejorar los procesos y resultados de los estudiantes.

Concepto sensible y continuo

+

Estudiantes y docentes


En conclusión la mejor opción para el uso de la evaluación es enriquecer los instrumentos que se utilicen y darle una buena utilización.

bibliogrAfíA •

Poggi Margarita. Reflexiones sobre los propósitos y usos de la evaluación educativa. Pág.32-36. Revista Magisterio # 35.


Agrupación documentos