Issuu on Google+

Expresión directa: Discurso Sara Cutiopala Buenas noches compatriotas. Mi nombre es Sara María Cutiopala Alulema, nieta de indígenas de Chimborazo, criada en Guayaquil, migrante en Murcia, hermosa ciudad, desde hace ya una década. Estudio Ciencias Políticas y trabajo de camarera. Hoy mi voz es la voz que cree y trabaja por la patria del Buen Vivir. Hoy señor Presidente todas las personas ecuatorianas aquí residentes le damos la más afectuosa bienvenida a esta generosa tierra de acogida. Nos agrada y agradeceremos enormemente su presencia para rendir cuentas a su pueblo, de su gestión, liderando la patria del Buen Vivir. Es la primera vez que tenemos un Presidente capaz de devolver la fe, esperanza, dignidad y soberanía a un pueblo. Venimos aquí al exilio económico, por causa de quienes nos robaron el futuro y nos encontramos con el pueblo murciano, generoso y solidario. El alba resplandeciente que ilumina el Ecuador y la Patria Grande latinoamericana y caribeña contrasta con el anochecer neoliberal de la vieja Europa víctimas de los mismos “vende patrias” de siempre. Aquí en Europa la verdad es que va aumentando cada día más y más la distancia de quienes tenemos poco, y los pocos que tienen mucho. Sería bueno que los pueblos y gobernantes europeos se inspiren en la Revolución Ciudadana para recuperar la soberanía nacional. Esta soberanía que radica en el pueblo y ese pueblo que somos nosotros hoy aquí presentes. La juventud del Ecuador también nos reunimos con esa ola de juventudes europeas y globales indignadas porque estamos redescubriendo la dignidad. En esa mezcla fecunda anunciamos la buena nueva de la Revolución Ciudadana porque mirando ahí podemos encontrar soluciones a los problemas de aquí. Ojalá de la mano de esa gigantesca ola, ola de coraje cívico y de indignación vengan más revoluciones ciudadanas y la realidad supere la imaginación. Que las hermanas y los hermanos de Europa emprendan el camino de la reapropiación de los recursos humanos, de la democracia participativa y de la armonía con la Pacha Mama para redefinir las reglas de convivencia entre los pueblos. Y ahora que es tiempo de cumbres, las juventudes también decimos: “Queremos vivir fraternalmente con todos y todas. Ahora es cuando América Latina y el Caribe, advierten a los países de América del Norte, en requisito a nuestras costas, que no nos inmovilicen, que no obstaculicen nuestro propio progreso, que no nos exploten. Al contrario le pedimos que nos ayuden con generosidad a vencer barreras y a seguir nuestro propio camino de desarrollo respetando nuestra cultura, principios, soberanía, identidad y recursos naturales. Con este espíritu creceremos juntos como hermanos y hermanas de la misma familia universal. Así es como podremos vivir en paz con justicia social. Con este panorama agradecemos especialmente al señor Presidente la mejora que se está preparando a nuestro querido Ecuador para el ansiado retorno de todos los


migrantes. Nos entusiasman los logros de estos a単os de gobierno honesto, eficiente, altivo y transparente. El presente es la lucha, el futuro es nuestro. Gracias se単or Presidente por el presente y por el futuro. Somos Ecuador, seremos Ecuador.


Expresión directa Sra Cutiopala