Page 4

¿Para qué sirven los inventos? Los inventos nacen de un sueño o de una necesidad. Hay quienes sueñan con algo y hacen lo imposible para convertirlo en realidad. O bien, no les gusta hacer alguna actividad e inventan soluciones para facilitar el trabajo. Los humanos suelen ingeniar cosas de todo tipo. Y es que, ¡cualquiera puede intentarlo! Eso sí, inventar no es cosa de perezosos.

4

Los inventores auténticos tienen fantasía sin límite y quizá algo estupendo surja de su esfuerzo: puede que sea el primer aeroplano o el exprimidor de naranjas. Para ser un inventor no hay que tener miedo de que los demás piensen que nuestras ideas son tontas y que no valen nada. ¡Que inventen ellos sus propias máquinas!

¡Paténtalo!  
¡Paténtalo!  

Cuando a finales del siglo XV Leonardo da Vinci inventó un tanque, un automóvil, un parapente, un paracaídas, un helicóptero, un submarino y...