Issuu on Google+

Poemas del Insomnio Gaby Mena

Editorial SubpoesĂ­a


Poemas del insomnio Gaby Mena Editorial Subpoesia Buenos Aires, Noviembre 2012 www.subpoesia.com.ar


I Vengo a buscar la raz贸n del dolor abrir el vientre con ese bistur铆 mal afilado en que he convertido mi pasado abrir la tripa arrancar a dentelladas los tumores del miedo y el enga帽o abrir abrir hasta raspar el hueso y volver a cerrar porque la raz贸n del dolor es un mal incurable.

5


II Mi memoria es un archivo de dolor sobres y sobres llenos de fotograf铆as de ayer Quemar ese archivo hacer una pira que alce su humo verde hacia el cielo de la noche Quemar la memoria cauterizar el pasado y aguardar hasta que un callo cubra la cicatriz que cruza mi coraz贸n de lado a lado.

6


III Parsimoniosa la muerte abre sus fauces y aguarda aguarda aguarda. Ese reptil puede devorarme entera. Muerte muerte escupe mis huesos antes de digerirme

7


IV Nada puede alcanzar a la mujer que camina sola por el medio de mi coraz贸n. Lleva los zapatos en la mano y camina por el centro de la ruta esperando el cami贸n que la atropelle.

8


V Soy prisionera de la reina. He sentido alzarse sus cĂĄrceles a mi alrededor. Celdas que no existen me retienen tras sus muros de paranoia y ansiedad Soy prisionera de la reina. Ella me hace escuchar pasos que nadie da. La noche es una cebra que galopa : esa bestia extraĂąa desfigurada en rayas blancas es mi pesadilla.

9


VI No quiero ver la enfermedad rondando mis espejos monstruo pies de barro tus huellas llegan hasta mi umbral donde una cruz de sal intenta detenerte.

10


VII Si supieras que a veces estás tan cerca de mi corazón de mi locura de mi soledad feroz y constante. Si supieras cómo se acerca tu soledad a la mía hasta hacerse sólo una bicéfala y mounstrosa.

11


VIII Ayer vuelve a veces a mi cama ayer ronda mi mejor vida huele mis zapatos quiere mi carne para morder su rabia en mi costado ayer vuelve a veces yo conozco bien su hambre y le doy huesos a roer ayer vuelve a veces y feroz busca en la carroĂąa su alimento huele mi sangre fresca con su hocico frĂ­o pegado a mis talones ayer vuelve a veces y se tiende a dormir conmigo 12


IX Bien sobre mal des

vive vive vive vive

s贸lo palabras que llaman a cada cosa por su nombre.

13


X Sucede a mi lado a mi costado a mi travĂŠs sucede sucede todo el tiempo en cualquier espacio sucede sucede el dĂ­a acontece atento a sĂ­ mismo se desdobla en galeras de mago en arcoiris de aceite acontece acontece y me atraviesa justo en el medio del pecho con la fuerza de un tiro de ballesta. 14


XI La tristeza se baja como un pรกrpado y ya no veo. Duerme Gabriela tras el pรกrpado tristeza: lรกgrimas gruesas como cuerdas de ahorcado le estrangulan el corazรณn.

15


XII El pasado es un cadáver exquisito madre padre ayer hermanos vengan y escriban el pasado es un cadáver exquisito yo por mi parte escribo : ayer Gabriela se fue a morir en algún sitio donde por fin la dejen tranquila el pasado es un cadáver exquisito.

16


XIII Alguien golpea mi reloj tira mi puerta a golpes sacude mi sueño con su mano. Alguien siempre llega a tiempo para salvarme de mi peor parte (esa antropófaga) que come por igual huesos o almas. Alguien me toca en el hombro cuando en un baño me quedo mirando a ciegas el vacío alguien entra abre golpea salva toca y yo paso una aguja sobre la piedra de mi radio a galena tratando de oir.

17


XIV Habito mi lugar como un fantasma voy encendiendo luces para que los otros crean que alguien vive aquĂ­.

18


Gaby Mena - Poemas del insomnio