Page 1


PRÓLOGO En cierta ocasión propuse a un editor publicar una serie de libros en los que diversos autores nos contaran cómo rezaban ellos. Me contestó: «Es difícil encontrar gente que sepa orar y sepa escribir». Julia Merodio sabe las dos cosas, y ésas han hecho este libro. Nace de la experiencia, y por eso tiene el calor humano y el toque personal de quien ha vivido lo que cuenta; y adquiere forma literaria, con claridad de frase y urgencia de estilo. La tres fases de ver, juzgar y actuar describen con precisión el proceso en cada caso, y el juzgar se deja delicadamente a textos de la Escritura que nos juzgan al leerlos. El transcurso del año y ocasiones señaladas de la vida marcan el camino del libro, dándole actualidad en cada momento de su desarrollo. Algunas citas del mismo: – «Déjate impresionar por el cambio que experimenta todo cuando Dios decide crear a la persona». – «Observar los rostros de los que marchan a nuestro lado». – «En la mano del artista está la mano de Dios». – «¿Me considero una persona-máquina, o una persona que realiza una misión?». – «Caminar con los pies descalzos, libres, desasidos de cosas y personas». – «Salgamos a regalar nuestra fe». – «Nuestra vida es un adviento». – «Navidad: ver el pesebre que espera».

5


– – – – –

«María tampoco lo esperaba así». «La oración no es huida sino compromiso» «Soy portador del rostro de Dios». «Quiero que cuentes conmigo, Señor». «Y todo el capítulo SOY SILENCIO».

La oración es su recompensa en sí misma. La mayor satisfacción al orar es saber que hemos orado. Cuentan de un santo sufí que todos los días pedía a Dios que le concediera una gracia, pero no recibía respuesta a su plegaria. Un día, al fin, se le apareció un Ángel de parte de Dios y le dijo: «Dios ha decidido no concederte lo que le pides». El santo corrió a la plaza del pueblo, reunió a los vecinos, y alborozado les dijo: «¡Alegraos conmigo, alegraos conmigo! El Señor me ha negado lo que le pedía». «¿Cómo es que te alegras si no se te ha concedido lo que pedías?», le preguntaron los vecinos. Y él explicó: «Es verdad que Dios no me ha concedido lo que yo le pedía, pero ahora sé que mi oración llegó hasta Él». Sigamos orando. Carlos González Vallés, S.J.

6


SOY PERSONA QUE VIVE LA CONFIANZA Ver En este tema, vamos a plantearnos la necesidad que tenemos de llegar, cada día, hasta «Belén», para encontrarnos con el Señor; no importa que estemos o no en tiempo de Navidad, lo importante será sentir su presencia. Sé que todos hemos orado, año tras año, durante las semanas de Adviento, con fragmentos de la Palabra de Dios que dan calor y luz a nuestra vida. Pero es, durante todo el año, cuando necesitamos llegar hasta el corazón del Padre con hambre de comprensión y sed de amor, para decirle: en Ti ponemos nuestra confianza, en un mundo donde parece imperar la desconfianza y en tus manos depositamos nuestros proyectos, para que nuestra existencia sea una auténtica Navidad. Y con estos sentimientos que ponen a punto nuestro corazón para el encuentro, contemplamos que, en nuestro interior, se mezcla la confianza y la desconfianza. Por eso vamos a detenernos ante esta realidad. • La confianza en los bienes materiales: Confiamos en tener un buen trabajo. Un buen sueldo. Un buen seguro de vida. Unas buenas vacaciones. Una buena posición social…

91


• Confiamos en las personas: La confianza de los esposos. De unos hijos en sus padres. Saben que ellos les darán: Comida, estudios, caprichos, diversión… – La confianza de un bebé en brazos de sus padres. Ver cómo se siente: Seguro, tranquilo, satisfecho… • La confianza hecha ilusión: Los niños ante los Reyes Magos. Ante la Navidad. En su cumpleaños… • La confianza hecha petición: Un pobre pidiendo limosna. – Confía en que le den algo. – Confía en que no le digan cosas injuriosas. – Confía en que pase alguien de «corazón blandito»… Alguien que se encuentra solo y pide compañía. Otro que pide comprensión. Otro que pide ser escuchado… • La confianza en Dios Esa persona que va a un santuario a pedir una gracia. Ese hombre o mujer que, sin apenas tener fe, se acerca a Dios para suplicarle. Esos seres que van profundizando en su fe y empiezan a observar que la confianza en Dios es «otra cosa». Ese creyente que todo lo espera de Dios y confía en Él, sin más averiguaciones. • Por último trae a tu mente personas cercanas que confían. ¿Cuántas conoces? Abre más tu mente y busca a esas personas, cercanas o lejanas, conocidas o desconocidas que te han impresionado por su manera de confiar.

92


Juzgar. Desde la Palabra de Dios • «Así pues confiad, no tengáis miedo, porque no hay nada oculto que no vaya a manifestarse, ni nada secreto que no vaya a saberse. Lo que yo os digo en la oscuridad, decidlo a la luz; lo que escucháis al oído proclamadlo desde las azoteas» (Mt 10,26-27). • «Ahora caminamos a la luz de la fe y no de lo que vemos. Pero estamos llenos de confianza y preferimos dejar lo referente al cuerpo, para ir a habitar junto al Señor» (2Cor 5,7-11). • Mi corazón se alegra en el Señor, mi fuerza está en mi Dios, mi boca se ríe de mis enemigos, porque gozo con tu salvación. • «No hay santo como el Señor, no existe otro como tú, no hay roca como nuestro Dios» (1Sam 2,1-3). • «Tened confianza, porque el Señor espera el momento para apiadarse de vosotros y quiere manifestaros compasión, porque el Señor es un Dios justo; dichosos los que confían en Él» (Is 30,18-19). • «Jesús les dijo: ¿Creéis esto porque habéis visto? Dichosos los que siguen confiando sin haber visto» (Jn 20,29-30). Actuar En estos capítulos, estamos dando un recorrido por el Adviento. Hemos intentado reentonar el corazón, velar, escuchar, ser voz, esperar… y éstos han sido pasos que, casi sin darnos cuenta nos han ido introduciendo en la confianza. Ahora vamos a situamos en el tiempo previo a Navidad. Adornos, luces, compras, preparativos… todo está en la agenda. Queremos pasar una Navidad feliz. Sin embargo el ambiente nos presenta individuos hartos de todo, que no quieren ni oír hablar de la Navidad. Incluso 93


a muchos les complica la vida de forma irremediable. Lo que hacen se debe a que son arrastradas por el ambiente, lo mismo que son empujadas para entrar al metro en la hora punta. Ante esta realidad deberíamos parar y preguntarnos: • ¿De qué Navidad estoy hablando? • ¿A qué llama la gente Navidad? • Y, en esta Navidad en la que estoy anclada, ¿para qué necesito yo la confianza? Ahora es cuando sale al paso de tanta dispersión una persona que confió, que esperó, que vivió la auténtica Navidad. Su nombre: María. Ella fue la protagonista indiscutible. Ella hizo posible el milagro. Ella confíó, pero su confianza, ciertamente, se parecía poco a la nuestra. La vida no nos enseña a confiar La vida en la que estamos insertados, llena de daños y bajezas, no nos pone fácil la confianza. Nos hace fríos, calculadores, y nos enseña a confiar, solamente, en nosotros mismos olvidándonos de los demás. Al sentirnos solos, buscamos apoyos en el trabajo, en el tener, en el bienestar y nos cerramos a la confianza. Vamos separándonos de las personas que nos quieren; nos vamos aislando y cerramos nuestras puertas y ventanas para que nadie se meta para regalarnos ese amor que tanto estamos necesitando, pero en el que hemos dejado de creer. Lo vemos en esos esposos que se han separado porque ya no confiaban el uno en el otro. En esos niños tristes y faltos de cariño, producto de la desconfianza de que sus padres los quieren de verdad. En ese joven aislado y solo que ya no confía en sus amigos porque le han fallado. Y en tantos como buscan, un día tras otro, un empleo que no acaba de llegar. 94


ÍNDICE Prólogo........................................................................... Introducción....................................................................

5 7

Soy Creado . .................................................................. Desde la Palabra de Dios .......................................... Atento a mi manera de actuar..................................... Un ser inteligente.......................................................

11 13 15 16

Soy Persona .................................................................. Desde la Palabra de Dios............................................ Un camino acompañado............................................. Mirando al rostro de frente.........................................

19 20 22 23

Soy Trabajador . .......................................................... Desde la Palabra de Dios............................................ Vivir regalando . ........................................................ El trabajo dignifica a la persona................................. Ante el Señor..............................................................

25 27 29 30 32

Soy Trabajador del Reino de Dios .............................. Desde la Palabra de Dios............................................ El trabajo que dignifica.............................................. El trabajo también es redención................................. Un empleo con contrato indefinido ........................... Somos llamados.........................................................

33 34 36 38 40 42

Soy Misionero ............................................................... 45 Desde la Palabra de Dios............................................ 46 171


Cumpliendo una misión............................................. Antes, un toque de atención ...................................... La respuesta ha de ser personal.................................. Ante nuestro compromiso.......................................... Con la fuerza de Cristo...............................................

47 48 50 52 54

Soy Silencio ................................................................... Desde la Palabra de Dios............................................ La grandeza del silencio............................................. Llamados a la perfección...........................................

55 56 59 59

Soy Soledad . ................................................................ Desde la Palabra de Dios............................................ Nuestra mente: fusión de recuerdos........................... Soledad junto a Cristo................................................

61 63 65 66

Soy Persona que vela ................................................... Desde la Palabra de Dios............................................ Mirando la realidad ................................................... En la sociedad de las prisas........................................ En vela junto a Dios ..................................................

69 70 72 73 74

Soy Persona comunicativa .......................................... Desde la Palabra de Dios............................................ Profundizando en el mensaje..................................... Para comunicarnos necesitamos voz..........................

77 78 79 80

Soy Persona que vive la Esperanza ............................ Desde la Palabra de Dios............................................ Vivir la esperanza ...................................................... Portadores de presente .............................................. Fe y Esperanza: dos virtudes inseparables................. Nos resulta difícil esperar ......................................... Madre, enséñanos a esperar........................................

83 84 86 87 87 88 89

172


Soy Persona que vive la Confianza ............................. Desde la Palabra de Dios............................................ La vida no nos enseña a confiar................................. Confianza en Dios...................................................... Dichosa tú, María, porque has confiado.....................

91 93 94 95 96

Soy Persona que vive la Navidad . .............................. Desde la Palabra de Dios............................................ Todo era real............................................................... Volvamos a Belén.......................................................

99 101 103 104

Soy Persona que vive la Paz ........................................ Desde la Palabra de Dios............................................ Terminar y empezar el año con una Eucaristía.......... María, la Madre de Dios............................................. Rogando por la paz.....................................................

107 109 112 114 114

Soy Ciudadano ............................................................. Desde la Palabra de Dios............................................ Cuando nos visita la dificultad................................... Levántate y huye a Egipto.......................................... Debe de ser dura una huida ....................................... Herodes decreta la matanza de los inocentes............. Las preguntas incuestionables....................................

117 118 120 122 124 125 126

Soy Persona que comparte el dolor ............................ Desde la Palabra de Dios............................................ Hemos encontrado un mundo al revés....................... Cuando llega la hora de la verdad.............................. Orando ante el Señor..................................................

129 131 132 133 136

Soy Portador del Rostro de Dios . ............................... 139 Desde la Palabra de Dios............................................ 140 En busca de un rostro................................................. 143

173


Un rostro distorsionado.............................................. Mirando de frente....................................................... El valor de un rostro................................................... El poder de la mirada.................................................

144 145 146 147

Soy Bienaventurado ..................................................... Desde la Palabra de Dios............................................ Parece que fue en un monte....................................... Seréis bienaventurados............................................... Seréis dichosos los que tenéis un corazón capaz de llorar.......................................... Bajando hasta nuestra propia realidad........................

149 150 151 152

¿Soy Persona misericordiosa? .................................... Desde la Palabra de Dios............................................ Compartiendo los bienes del Padre............................ Dadles vosotros de comer.......................................... Llamados a ser luz...................................................... Llegando a lo concreto...............................................

159 160 163 164 165 167

155 157

A modo de conclusión ................................................... 169

174

¿Quién eres? Soy...  

Este es un libro que más que respuestas seguras, plantea interrogantes: ¿Qué hago en la vida?, ¿cómo lo hago?, ¿qué me lleva a ello?

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you