Page 1


Caminos.indb 1

6/9/12 23:14:19


Caminos.indb 2

6/9/12 23:14:21


Caminos.indb 3

6/9/12 23:14:21


UNIVERSIDAD NACIONAL AUTÓNOMA DE MÉXICO José Narro Robles • Rector Eduardo Bárzana García • Secretario General Enrique del Val Blanco • Secretario Administrativo Luis Raúl González Pérez • Abogado General David Turner Barragán • Director General de Publicaciones y Fomento Editorial

FACULTAD DE CIENCIAS POLÍTICAS Y SOCIALES Fernando Castañeda Sabido • Director Roberto Peña Guerrero • Secretario General José Luis Castañón Zurita • Secretario Administrativo Consuelo Dávila Pérez • Coordinadora de Extensión Universitaria María Eugenía Campos Cázares • Jefa del Departamento de Publicaciones

facultad de ciencias políticas y sociales

Caminos.indb 4

6/9/12 23:14:22


Abriendo camino al andar: participación y creatividad de las científicas mexicanas en la física, medicina, antropología y agronomía

Virginia López Villegas

Universidad Nacional Autónoma de México 2011

Caminos.indb 5

6/9/12 23:14:23


Abriendo camino al andar: participación y creatividad de las científicas mexicanas en la física, medicina, antropología y agronomía Este libro fue financiado con recursos de la Dirección General de Asuntos del Personal Académico, Universidad Nacional Autónoma de México, mediante el Proyecto “Mujer y ciencia en México: participación y creatividad de las científicas en las áreas del conocimiento: física, medicina, antropología y agronomía”, coordinado por Virginia López Villegas como parte del Programa de Apoyo a Proyectos de Investigación e Innovación Tecnológica (papiit), IN-303406. Primera edición: 23 de septiembre de 2011 D.R. © Universidad Nacional Autónoma de México

Ciudad Universitaria, Delegación Coyoacán, C.P. 04510, México, D.F.

Facultad de Ciencias Políticas y Sociales

Ciudad Universitaria, Delegación Coyoacán, C.P. 04510, México, D.F.

D. R. © Editores e Impresores Profesionales, edimpro, s. a. de c. v. Tiziano 144, Col. Alfonso xiii, Delegación Álvaro Obregón, C. P. 01460, México, D.F.

ISBN: 978-607-02-2430-0 unam ISBN: 978-607-7744- 30-6 Sitesa Queda prohibida la reproducción parcial o total, directa o indirecta, del contenido de la presente obra, sin contar previamente con la autorización expresa y por escrito de los editores, en términos de lo así previsto por la Ley Federal del Derecho de Autor y, en su caso, por los tratados internacionales aplicables. Impreso y hecho en México/Made and printed in Mexico

Caminos.indb 6

6/9/12 23:14:24


contenido

Agradecimientos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 13 Introducción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15 Capítulo I

El concepto de género El concepto de género . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Género y educación . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Mujer y educación: antecedentes históricos . . . . . . . . . Sociología de la educación . . . . . . . . . . . . . . . . . . La crítica feminista a la educación . . . . . . . . . . . . . . Atributos docentes . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Género, educación y feminismo . . . . . . . . . . . . . . . El feminismo de la diferencia y la educación . . . . . . . .

29 39 40 44 47 48 50 51

Capítulo II Género, trabajo y ciencia Género y trabajo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Mujer y trabajo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Mujer y trabajo en México . . . . . . . . . . . . . . . . . . Género y ciencia . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Las científicas y su ambiente sociocultural . . . . . . . . .

59 63 65 68 78

7

Caminos.indb 7

6/9/12 23:14:24


virginia lópez villegas

Esfuerzos a favor de la incorporación de la mujer en la ciencia y la tecnología en diferentes países . . . . . 82 Capítulo III La física y las físicas La física y las físicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . La física en la antigüedad . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Las mujeres físicas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . La física en México . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . Las físicas mexicanas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . La investigación de campo en el área de física . . . . . . . . Análisis e interpretación de los datos obtenidos en la investigación de campo . . . . . . . . . . . . . . . .

103 105 107 120 125 130 131

Capítulo IV La medicina y las médicas La mujer y las ciencias médicas en la historia . . . . . . . . . 141 Las Diosas y la Medicina . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 144 La enfermería . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 150 El Estatus de la mujer en la enfermería . . . . . . . . . . . . 154 La medicina en México . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 158 La investigación de campo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 173

Capítulo V La Antropología y las antropólogas en México Breve bosquejo de la Antropología en México . . . . . . . . 182 Las Mujeres antropólogas en México . . . . . . . . . . . . . 195 La investigación de campo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 202 Capítulo VI La Agronomía y las Agrónomas en México Breve bosquejo de la Agronomía en México . . . . . . . . . 211 Los centros de estudio e investigación agronómica . . . . . . 221

8

Caminos.indb 8

6/9/12 23:14:24


capítulo i •preliminares el concepto de género

Las agrónomas en México . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 227 La investigación de campo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 230 Mujer y Ciencia en México: participación y creatividad de las científicas en el área del conocimiento: física, medicina, antropología y agronomía. Comparativo entre las áreas de conocimiento estudiadas (2000-2002) . . . . . . . . . . . . . 235 Reflexiones finales . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 249 Bibliografía . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 253 Anexos . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 269

9

Caminos.indb 9

6/9/12 23:14:24


Caminos.indb 10

6/9/12 23:14:24


Dedicatoria: Al recuerdo de mi madre, señora María Félix Villegas Saucedo. A mis queridos nietos: Horacio Sebastián, Giovana Xenia, Diego Julián, Gabriel Alejandro, Nicolle Fernanda, Daniel Mateo, Emiliano y Karlo Michel.

Caminos.indb 11

6/9/12 23:14:24


Caminos.indb 12

6/9/12 23:14:24


Agradecimientos

A la Dirección General de Asuntos del Personal Académico de la Universidad Nacional Autónoma de México, por el apoyo institucional ofrecido durante los años 2007-2009. A la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la unam. Al Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología por su apoyo durante los años 2001-2003.

13

Caminos.indb 13

6/9/12 23:14:24


Caminos.indb 14

6/9/12 23:14:24


INTRODUCCIÓN

E

l objetivo general de la presente investigación es explorar, describir y analizar la participación y creatividad de las físicas, médicas, antropólogas y agrónomas dedicadas a la actividad científica en institutos, centros de investigación, escuelas y facultades de Educación Pública Superior ubicados en el área metropolitana del Distrito Federal. El universo de estudio quedó conformado por las científicas en activo dedicadas a las disciplinas antes mencionadas miembros del Sistema Nacional de Investigadores (sni) vigentes durante 1999-2000 (año en que se realizó el levantamiento de la información). Para acercarnos a las científicas se llevó a cabo una investigación de campo que consistió en la elaboración y aplicación de tres cuestionarios: uno institucional, otro curricular y uno contextual. El objetivo particular de la investigación consiste en proporcionar datos empíricos y un análisis descriptivo y analítico de este conjunto de investigadoras con relación a sus labores académicas en las mencionadas áreas del conocimiento. Las preguntas generales que guían la investigación son: ¿Cuál es la presencia de la mujer en las ciencias físicas, médicas, antropológicas y agronómicas y en las actividades científicas y tecnológicas? ¿Cuál es su presencia en las instituciones de educación superior, institutos y centros de investigación? ¿Cuál

15

Caminos.indb 15

6/9/12 23:14:24


virginia lópez villegas

es su contribución –a través de su trabajo– a la generación del conocimiento en estas disciplinas? El dar respuesta a las preguntas anteriores permite acercarnos a las mujeres que conforman la muestra de estudio: ¿Quiénes son?, ¿dónde se ubican?, ¿qué características académicas poseen?, ¿cuál es su participación en la docencia, investigación, producción y difusión en el ámbito de su disciplina?, ¿cuáles son los problemas específicos de su condición de mujeres en el campo laboral? Diagnóstico necesario para establecer lineamientos y estrategias que apoyen y estimulen la participación de la mujer en los campos de la docencia y la investigación. La pertinencia de la investigación se debe a que, para la ciencia del México actual, la presencia de las mujeres representa la incorporación de un sector de la población –el femenino– cada vez más numeroso y que además tiene roles sociales asignados tradicionalmente. Los estudios históricos, sociológicos y antropológicos de la participación de la mujer en la investigación científica y tecnológica son recientes a nivel nacional, y más aún a nivel latinoamericano. Por esta razón en nuestro país no contamos con un marco conceptual del proceso social y de la dinámica histórica de la participación de la mujer en la investigación científica que coadyuve a aprovechar las potencialidades y talentos femeninos a favor de las distintas áreas de la ciencia, y que ofrezca elementos de análisis sobre su participación en el conocimiento que puedan contribuir a nuevas aportaciones desde la perspectiva femenina en los diferentes campos de estudio. Son escasos los estudios sistemáticos que analizan las formas de incorporación y participación de las mujeres en las actividades científicas y tecnológicas en las diferentes etapas históricas de nuestro país; estudios necesarios no solamente por su valor intrínseco sino por la necesidad real de encontrar alternativas o estrategias para que las mujeres tengan las mismas oportunidades de participación, tanto en la generación del conoci16

Caminos.indb 16

6/9/12 23:14:24


introducción

miento como en el disfrute de su aplicación. Esta carencia ha impedido el surgimiento de un ambiente propicio para que las científicas mexicanas tengan la oportunidad de desarrollar sus talentos, habilidades, capacidades y experiencias en las distintas áreas de la ciencia. Dichos estudios permitirían conocer las continuidades, variaciones y cambios en sus funciones y actividades durante los últimos años. Asimismo, resultan necesarios e importantes para la comprensión de los procesos sociales de construcción de valores o patrones culturales que se reflejan en normas de comportamiento asignados a hombres y mujeres en la sociedad mexicana. Conocimientos que, sin duda, contribuirán a alcanzar una sociedad más equitativa y democrática que brinde a mujeres y hombres, en igualdad de condiciones sociales y culturales, la oportunidad de desarrollar sus capacidades y habilidades en la creación y recreación, no sólo del conocimiento sino de su presencia en los diferentes ámbitos académicos, conocer sus condiciones de vida en el entramado de las relaciones sociales existentes, como son las interacciones sociales, políticas, económicas y culturales. En los últimos años se ha animado a las mujeres a optar por la educación y las carreras científicas. En los países desarrollados se cree que ellas se han incorporado a la ciencia a partir de la Segunda Guerra Mundial, no obstante existen evidencias de que anteriormente ya habían participado en estas actividades, sólo que el mérito de su trabajo fue adjudicado a otros, o bien, por proceder de una mujer, no fue considerado como científico. Antiguamente persistía la idea de que la mujer, por ser la única garantía de la perpetuación de la especie humana, tenía la responsabilidad de traer al mundo niños fuertes y sanos, así como de criarlos hasta que ellos pudieran valerse por sí mismos. Se partía del supuesto de que sólo se podía lograr una crianza exitosa si la mujer estaba permanentemente en el hogar. En contraste, se creía que el hombre, por disponer de otra constitución biológica, estaba privado de las funciones de la 17

Caminos.indb 17

6/9/12 23:14:24


virginia lópez villegas

crianza y la educación, por lo cual su desempeño o papel se ubicaba fuera del hogar, en la esfera de lo público. Comte afirmó que: “En todas las fases de la sociedad humana… la vida de la mujer es esencialmente doméstica”, ideología reforzada por las concepciones médicas de la época. En Inglaterra, por ejemplo, surgió una corriente médica que establecía que la actividad intelectual afectaba la constitución física de la mujer. Se creía que si ellas usaban su cerebro, corrían el riesgo de convertirse en un ser flaco y débil, que iría paulatinamente perdiendo sus senos, lo que afectaría su capacidad reproductiva y belleza natural. Por tanto, se lograría una gran cantidad de trabajo intelectual femenino, pero a costa de una raza débil y enferma (Lemoine, 1985). En otro orden de ideas y para fines de este estudio, consideramos que la ciencia, como producto sociocultural, no es un discurso neutro sino que se crea y reproduce en un contexto social que influye en su creación y desarrollo. Entendiéndose el conocimiento científico como el saber que cada sociedad hace suyo mediante procesos socioculturales propios (Saldaña, 1996), hay que considerar que es en este ambiente social particular, en el cual las científicas producen, crean, desarrollan o incorporan conceptos y teorías cuyo objetivo –del conocimiento– es comprender las realidades naturales y humanas, su transformación y la obtención del bien común. De esa manera, el quehacer científico se inscribe en la tradición cultural. Para este trabajo consideramos como científico(a) a aquella persona que se dedica a la investigación y que labora en una facultad, instituto o centro perteneciente al sistema de la enseñanza superior y que además posee un nombramiento de investigador(a) o de profesor(a) de carrera de tiempo completo. Por otro lado, entendemos por “actividad productiva”, aquella que de manera directa o indirecta realiza el trabajo humano en beneficio de la sociedad mediante la creación de bienes materiales o intelectuales. 18

Caminos.indb 18

6/9/12 23:14:24


introducción

El trabajo profesional implica dos factores que son: • Adquisición de conocimientos, desarrollo de aptitudes y habilidades mediante una educación formalizada. • Desempeño o dedicación a un trabajo a cambio de una retribución económica. Como sabemos, el conocimiento científico está restringido a un sector que se educa para adquirirlo, por lo que no se puede hablar de la participación de la mujer en la ciencia sin vincularlo en forma directa con la educación formal. Asimismo, el concepto de “participación” implica reunir uno o varios de los siguientes indicadores: • Adscripción a centros, instituciones de investigación o docencia especializados en educación superior. • Docencia: impartición de cursos, seminarios, o formación de recursos humanos en los diferentes niveles académicos. • Investigación: realización de proyectos de investigación en forma individual o colectiva. • Institucional: desempeñar cargos académicos o administrativos; participar en órganos colegiados, comités editoriales. • Formación o superación académica en seminarios de estudio o de investigación. • Participación en las reformas académicas a los planes de estudio, en seminarios de investigación, sociedades o asociaciones científicas, colegios y consejos académicos. La creatividad es evaluada a partir de los siguientes criterios: • La selección de los temas a investigar. • La selección de los marcos teóricos o enfoques utilizados. • Las líneas de investigación desarrolladas.

19

Caminos.indb 19

6/9/12 23:14:24


virginia lópez villegas

• Las aportaciones en las disciplinas involucradas en su campo; estudios interdisciplinarios, multidisciplinarios. • Las problemáticas que estudian o enriquecen su quehacer científico. • La posibilidad de crear nuevos conocimientos y metodologías. • La aceptación de los resultados de su investigación. • El reconocimiento profesional o académico de las(os) investigadoras(es). • La “productividad” medida en términos de publicaciones como son: libros, capítulos en libros, artículos en revistas especializadas, informes. • Clases o seminarios impartidos; formación de recursos humanos de investigación. • Coordinación de proyectos de investigación. • Difusión: participación como ponentes en eventos académicos como congresos, seminarios y mesas redondas. Para conocer las características personales y sociales de cada científica se utilizaron los siguientes elementos: • Indicadores generales: edad, nacionalidad, estado civil, número de hijos. • Formación académica y/o desarrollo profesional (nivel de estudios concluidos): especializaciones, experiencia profesional, docencia, investigación, productividad académica en términos de publicaciones, innovaciones, patentes. • Difusión: participación como ponente en eventos académicos (congresos, seminarios). • Indicadores socio-económicos: ingresos, estabilidad en el empleo, puestos desempeñados. Como se mencionó, el objetivo de la investigación es proporcionar datos empíricos y analizar la actividad femenina en el 20

Caminos.indb 20

6/9/12 23:14:25


introducción

campo de la física, medicina, antropología y agronomía, con la finalidad de hacer visible su presencia y sus aportaciones en estos campos de estudio y, en la medida de lo posible, percibir el ambiente sociocultural que rodea a nuestras científicas. Sin embargo, no se analizan otras variables igualmente importantes como sería conocer los mismos objetivos, en el mismo periodo de estudio, de los hombres dedicados a las actividades científicas señaladas con el fin de establecer ciertos lineamientos de análisis comparativo. Todo ello con el fin de conocer una vertiente del perfil de la mujer científica en México y su participación en su campo específico de trabajo; detectar el aumento o la disminución de la presencia de la mujer científica en instituciones y centros; actualizar la información de la productividad y creatividad en sus respectivas áreas, así como profundizar en su tema de estudio. Las hipótesis que plantea la presente investigación son: • La presencia o no de la mujer en la ciencia se debe, principalmente, a un problema de acceso a la educación superior. • Las mujeres dedicadas a las actividades científicas –como cualquier trabajadora– se responsabilizan al mismo tiempo de su familia, contribuyen al gasto familiar y se ven obligadas, en la mayoría de los casos, a hacer compatibles las tareas propias de su condición femenina con el desempeño profesional. • Algunas mujeres se inclinan a las actividades científicas asociadas a los valores considerados como tradicionales: el cuidado de la salud, el bienestar comunitario y la resolución de problemas que inciden en su vida cotidiana. Las disciplinas elegidas fueron seleccionadas sin privilegiar su posición de unas respecto a las otras, ni tampoco considerando unas más importantes que otras ya que, en general, el objetivo de todo conocimiento y su expresión técnica es conocer y 21

Caminos.indb 21

6/9/12 23:14:25


virginia lópez villegas

comprender las realidades naturales y humanas con el fin de contribuir a la transformación de la sociedad. Por tanto, la elección fue hecha de manera casuística por el interés de saber cuál era la presencia femenina en la física, la medicina, la antropología y la agronomía. También fueron elegidas, entre otros criterios, por los siguientes y que bien podrían aplicarse a otras disciplinas: Su pertinencia para la problemática nacional; su contribución a la generación de conocimiento básico y aplicado y su aportación al conocimiento de la sociedad, sus problemas y posibles soluciones. Sin embargo, la presencia o no de la mujer en la ciencia está condicionada por su acceso a la educación en todos los niveles –básica, media y superior– por tanto, la actividad científica está restringida a un sector social –hombres o mujeres– que, a través de una formación académica, se capacita para desempeñarlo. En México, es hasta 1960-1970 cuando las mujeres logran acceder de manera sistemática e ininterrumpida a la educación superior en las diferentes disciplinas. En el caso de las físicas, médicas, antropólogas y agrónomas –así como de las científicas de otros campos– para acercarnos a estudiar su participación en la ciencia se requiere considerar el entorno sociocultural, político y jurídico –pues es donde se enmarca su acceso a la educación. Asimismo, su actividad profesional queda inscrita en el proceso histórico que condicionó la tardía participación de las mujeres en la educación de nuestro país. Para entender esta situación, se desarrolla el concepto de género y su relación con los conceptos de educación y ciencia. El concepto de género se define como una categoría de análisis que visualiza los estudios de mujeres-estudios de género como un mundo compuesto por el sexo-categoría biológica; sexualidadorganización de deseo y el género, entendido como resultado de la producción de normas culturales sobre el comportamiento de hombres y mujeres mediado por la interacción de un amplio espectro de instituciones socioculturales, económicas, jurídicas 22

Caminos.indb 22

6/9/12 23:14:25


introducción

y religiosas; es decir, como una producción social de sentidos y significados socialmente construidos, construcción simbólica o representación social establecida sobre los datos biológicos de la diferencia sexual; es decir, la creación de ideas sobre los roles asignados como una forma de referirse a los orígenes socioculturales de las identidades subjetivas de estos contextos que han definido tradicionalmente la actividad femenina en el ámbito de la esfera privada –la reproducción– el cuidado de los hijos, la administración de la economía familiar. Estos elementos explican la tardía incorporación a los diferentes niveles educativos hasta bien entrado el siglo xx. Para llegar a conocer las actividades científicas realizadas por nuestras profesoras-investigadoras en escuelas, facultades, centros de investigación e instituciones de educación superior, se llevó a cabo una investigación de campo con el fin de recabar información que permitiera responder a la pregunta general de la que parte el estudio: ¿Cuál es la presencia de la mujer en las actividades científicas y tecnológicas contempladas? Dar respuesta a ello nos permite saber quiénes son, dónde se ubican, qué características académicas poseen y cuáles son los problemas específicos de su condición de mujer en su campo de trabajo. Para enfrentar estas interrogantes se aplicaron tres cuestionarios a las científicas de nuestro universo de estudio de cada una de las disciplinas –uno institucional, otro curricular y otro más de carácter contextual. El cuestionario institucional nos permitió detectar y ubicar las instituciones donde laboran nuestras científicas. El curricular comprende el nivel de estudios obtenido por las científicas, la institución de pertenencia, premios, becas obtenidas, labores de docencia, proyectos de investigación que desarrollan y sus líneas de investigación, el impacto de sus investigaciones en el ámbito académico y sus publicaciones. El cuestionario contextual comprende tanto el entorno sociocultural de nuestras científicas como el entorno familiar y laboral; 23

Caminos.indb 23

6/9/12 23:14:25


virginia lópez villegas

los obstáculos y estímulos en sus actividades científicas, la remuneración económica, cargos académicos y administrativos. Se estudió la participación de acuerdo con los siguientes criterios: adscripción a los centros de investigación y/o docencia, productividad y creatividad en términos de publicaciones –libros, revistas especializadas, patentes, marcas, reportes de investigación e inclusive trabajos de divulgación– información del uso de innovaciones, pertenencia a sociedades científicas, participación en docencia, congresos, seminarios y talleres. Asimismo, se analiza la creatividad de la mujer científica reflejada en: 1. La selección de los temas de investigación. 2. La selección de los marcos teóricos o enfoques utilizados. 3. La aceptación de los resultados de la investigación o actividad creadora. 4. La elección de los criterios de evaluación. 5. La difusión de los resultados. 6. El reconocimiento profesional o académico de las investigadoras. 7. Su participación en reformas académicas (planes de estudio). 8. La búsqueda de fondos de apoyo para su investigación. 9. La productividad medida en términos de clases impartidas, investigaciones, publicaciones, libros, artículos, conferencias. Para la obtención de la información estadística se usaron los siguientes indicadores: formación académica (nivel de estudios, especializaciones), productividad académica: aportaciones a las disciplinas involucradas en su campo de investigación, ya sean estudios interdisciplinarios y/o multidisciplinarios, indicadores socioeconómicos tales como ingresos, estabilidad en el

24

Caminos.indb 24

6/9/12 23:14:25


introducción

empleo, puestos desempeñados y generales: edad, estado civil, número de hijos. Se procedió al análisis e interpretación de la información obtenida de la investigación de campo, cuyos resultados se agruparon en los siguientes rubros: formación y trayectoria profesional; docencia y formación de recursos humanos; investigación y producción, y difusión. Estos rubros nos permiten conocer cuál es la participación y creatividad de las mujeres en el quehacer científico, y cuáles los mecanismos que actúan como determinantes o limitantes socioculturales de las oportunidades de participación y de las condiciones de creatividad en la ciencia. Este panorama de estudio permitirá establecer ciertos lineamientos y estrategias para apoyar y estimular la participación y creatividad de la mujer en la docencia y la investigación. El trabajo consta de seis capítulos, un comparativo de las cuatro disciplinas estudiadas y reflexiones finales. En el primer capítulo se desarrolla “El concepto de género”, ya que al abordar el estudio de la mujer en la ciencia se reflexiona desde la perspectiva de género, como una estrategia social de análisis que se traduce en enfoques interdisciplinarios y multidisciplinarios que definen al género como una construcción social que alude a un campo de significación social que elabora la diferencia a través de un orden simbólico formado por lenguajes, creencias, ideas, conocimientos y representaciones sociales. El segundo capítulo “Género, trabajo y ciencia” desarrolla la relación entre género, trabajo y ciencia , ya que no es posible concebir a las mujeres dedicadas a la actividad científica sin pensar en la estrecha relación establecida entre el acceso a todos los niveles educativos y el ofrecimiento de las condiciones sociales y culturales para desarrollar sus capacidades y habilidades en la creación y recreación no sólo del conocimiento, sino de su participación en todos los ámbitos de la sociedad.

25

Caminos.indb 25

6/9/12 23:14:25


virginia lópez villegas

En el tercer capítulo “La física y las físicas”, se da un breve marco histórico de la física y del papel de las mujeres dentro de esta área del conocimiento, así como la descripción de la investigación de campo y un breve análisis de la misma. El cuarto capítulo “La medicina y las médicas” ofrece un breve marco histórico de la medicina y la paulatina incorporación de las mujeres mexicanas a esta disciplina y su contribución al conocimiento. En el quinto capítulo “La antropología y las antropólogas en México” se da un breve marco histórico de la inserción y participación de las mujeres antropólogas en esta área del conocimiento. El sexto capítulo “La agronomía y las agrónomas” está dedicado al estudio de la actividad de las mujeres en la agronomía así como su contribución a esta disciplina. No quiero terminar la presente introducción sin antes agradecer a los doctores Juan José Saldaña y María Luisa Rodríguez Sala en cuyo seminario sobre ciencia y tecnología me surgió el interés por el tema de estudio. De la misma manera, agradezco a Claudia Rivera Saldaña, pasante de la licenciatura en Ciencia de la Comunicación, por su apoyo en la captura de la información.

26

Caminos.indb 26

6/9/12 23:14:25


CAPíTULO I el concepto de género

Caminos.indb 27

6/9/12 23:14:25


Caminos.indb 28

6/9/12 23:14:25


11874C