Page 1

Turismo Cedeira "ยกCedeira sienta bien!"

TURISMO 2013

1


Cedeira

C

2


TURISMO 2013

Cedeira

3


Un casco histórico con encanto medieval . . . . . . 7 San Andrés de Teixido, territorio mágico . . . . . . 10 Castillo de la Concepción . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 15 Arenales urbanos, calas recónditas . . . . . . . . . . 20 A Capelada . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 25 De paseo . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 27 Acuarelas . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . . 30 Una gastronomía con sello cedeirés. . . . . . . . . . 32 El mejor percebe del mundo . . . . . . . . . . . . . . . . . 34

Cedeira

sumario

Edita: Concello de Cedeira DL: C 1435-2013

Cedeira

4

descargue aqui su revista


TURISMO 2013

Cedeira

5


Cedeira 6


Un casco hist贸rico con

encanto

medieval

TURISMO 2013

7


S

egún consta en un manuscrito del Conde de Lemos fechado en el siglo XVI, Sir Lanzarote de Lago, el más grande de los caballeros del Rey Arturo, habría desembarcado en el puerto de Cedeira procedente de Bretaña y huyendo del amor que profesaba por la reina Ginebra. Un manuscrito que la villa nos descubre a través de un enorme mural de cerámica ubicado junto a la casa consistorial y que co-preside con ésta una agradable placita en la que destaca un enorme naranjo centenario.

Cedeira

8

Leyenda o no, paseando por el casco histórico de Cedeira no sería difícil imaginarse al noble caballero. Y es que el callejero de su zona antigua fue dibujado y levantado en el Medievo sin que, a día de hoy, se modificasen los itinerarios originales. Lo que en un principio fue el núcleo de la villa se configura a base

de estrechas y empinadas callejuelas, jalonadas por pequeñas viviendas la mayoría con galerías y balcones de madera y forja. Sobre sus fachadas todavía lucen escudos nobiliarios en piedra que identificaban a sus antiguos moradores. Familias como los Andrade, Montenegro, Pardo... De aquella época se conservan también algunos arcos de piedra característicos en los inmuebles por aquel entonces y que, reformas

posteriores, ocultaron o destruyeron. Y de aquellos años data igualmente la estatua yacente de Alonso Piñeyro, acompañada de frontal blasonado, que puede visitarse en la iglesia parroquial dedicada a Nuestra Señora del Mar. Decididos a perdernos por esas angostas calles podemos descubrir los restos de la primigenia muralla defensiva que rodeaba el casco histórico y al que se accedía a través de cuatro puertas o portales. Hoy en día, la entrada a este espacio lleno de historia ha de hacerse a través del puente viejo, un monumento histórico en sí mismo construido sobre tres arcos de piedra que salvan el río Condomiñas. El mismo en el que se reflejan las siluetas de un buen número de edificios singulares levantados en su margen derecho. Edificios con


un encanto especial que emana, muy especialmente, de sus hermosas galerías acristaladas. Miradores privilegiados a la ría. Todos ellos nos acompañan en el paseo que une el puente viejo y el nuevo y nos permiten, gracias a los cafés y negocios de restauración que acogen sus bajos, disfrutar de agradables tertulias con la ría como telón de fondo. Durante el día y, muy especialmente, en las noches del verano. Llegados al puente nuevo, podemos aquí iniciar una nueva etapa en el camino. En este caso, disfrutaremos de hermosos jardines con vistas a la playa principal, la de la Magdalena. Alcanzaremos la antigua Casa del Mar y saludaremos a la Muller

9

TURISMO 2013

Mariñeira o Peixeira. Desde la impresionante roca que le sirve de pedestal, nos indicará con su dedo pétreo el camino hacia el puerto. Llegaremos primero a la antigua lonja, epicentro en otro día de la venta del pescado llegado al puerto. Bordearemos la playa portuaria de Area Longa para disfrutar de la visión de cientos de pequeñas embarcaciones que esperan al marinero. Divisaremos el Castillo de La Concepción y nos imaginaremos las miles de noches de vigía, las batallas libradas en su entorno, los secretos de sus estancias. Y, como punto final, el puerto pesquero. El olor a salitre. Las grandes embarcaciones. La lonja y su actividad frenética con constantes descargas y subastas aceleradas. Un auténtico espectáculo.


san

Andrés de Teixido, territorio mágico

R Cedeira

10

eza una de las muchas leyendas que envuelven a San Andrés de Teixido que allí acabará yendo una vez muerto el que no hubiese ido en vida. Aunque en esta ocasión, como alma en pena o reencarnado en algún tipo de insecto. Así se lo habría prometido Jesucristo al Apóstol y, quizás por ello, el lugar en el que descansa su santuario se haya convertido en el segundo mayor centro de peregrinación de Galicia, sólo superado por Santiago de Compostela. Es San Andrés de Teixido una tierra mágica en la que confluyen tradición, fervor, religión y misticismo. A sólo doce kilómetros del centro urbano de Cedeira, pareciera que uno se adentra en un mundo donde el reloj se ha

parado hace muchos siglos atrás. Un lugar para visitar y regresar, emplazado en la Sierra de la Capelada, resguardado en un pequeño valle al borde del Oceáno Atlántico, encajado en los acantilados más altos de Europa. Y embuido por el misterio. Desde su mismo nombre, que recibe por la abundancia de tejos en el entorno. El árbol mágico de los druidas, sagrado para celtas y germanos y asociado a lo largo de la historia a la vida y a la muerte. Un pequeño rincón, casi en el Fin del Mundo, que alberga un sencillo santuario en torno al que se ubican apenas una treintena de viviendas, singulares por su estética que, a su vez, toman del propio templo. Pintadas de un blanco brillante y con piedras a la vista, unas sí otras no. En


TURISMO 2013

11


Cedeira 12


un paraje natural casi salvaje y sin embargo, durante todo el año, día tras día, mantiene vivo el poder de atraer la atención de cientos de personas llegadas de todas partes del mundo. Ese del que parece ser ajeno. Siguiendo con las leyendas, a esos mismos acantilados a los que mira San Andrés de Teixido habría llegado en su barca el Apóstol Andrés hace más de dos mil años y, a consecuencia de la intensa bruma que habitualmente forma parte del paisaje y la nula visibilidad, su embarcación habría volcado en las rocas, quedando convertida en piedra.

13

TURISMO 2013

Piedra como la que deben portar y arrojar al camino los romeiros que tengan como destino San Andrés. Piedras que a lo largo de los siglos han formado los conocidos “milladoiros”. Y es que se dice que en el Juicio Final hablarán y dirán quién cumplió con la promesa de acudir al Santuario. Un austero templo del siglo XII, ya presente en la literatura del Padre Sarmiento, en el que es tradición que los fieles depositen velas, especialmente en forma de una parte del cuerpo, aquella que desean sanar. Como tampoco resulta extraño apreciar junto al altar objetos personales e imágenes de romeiros que, sin duda, desean recibir alguna concesión por parte del santo.


Pero para tener la certeza de que el deseo se hará realidad es necesario cumplir con otra de las tradiciones que perviven en San Andrés. Arrojar a la fuente de los Tres Caños, de finales del siglo XVIII, una miga de pan. En caso de que esta se mantenga a flote, el santo será benevolente, no así si por la contra se hunde en el agua. Aquel que, vuelven a decir las leyendas, brota de un manantial cuyo origen se encuentra bajo el altar del mismo templo. En uno u otro caso, el romeiro aún podrá atraer la fortuna con los sanandreses. Convertidos hoy en día en auténticos amuletos, están elaborados con miga de pan

Cedeira

14

sin fermentar, horneada y coloreada por los artesanos de Teixido. Sus cinco formas representan motivos vinculados a San Andrés, como la mano, la barca o el pescado. No es el único símbolo de la buena fortuna que guarda para el romeiro San Andrés. Durante siglos, la tradición oral también ha conferido propiedades mágicas a una peculiar planta que brota en los alrededores del santuario. Conocida como Herba de Namorar, se dice que con ella y una pizca de fe cualquier problema amoroso puede tener solución. Actos de fe, realidades o incluso ambas cosas. Lo cierto es que constituyen la esencia de San Andrés de Teixido. Una tierra para sentir... Un lugar que en sí mismo ya es de leyenda. Y que siempre te espera. De vivo o de muerto.


Castillo de la

Concepción

Majestuoso sobre Punta Sarridal, sobre un territorio que otrora fuera castro, el paso del tiempo lo ha convertido en testigo privilegiado de cruentas batallas libradas contras las armadas británica y francesa, ansiosas por conquistar las costas cedeiresas y

en constante acecho para el abordaje de los navíos a la entrada de la Ría. Precisamente, ese estado de permanente amenaza que se vivía a mediados del siglo XVIII y la consumación de esta, en forma de ataque campal el 2 de julio de 1747, llevaron a las autoridades de la época a proyectar su construcción para la defensa del municipio y sus gentes. Querían evitar sucesos como el de esa aciaga jornada, cuando navíos británicos iniciaron un asedio sin tregua a decenas de embarcaciones españolas que, procedentes

de Vizcaya, avanzaban hacia el Arsenal de Ferrol con suministros. Su destino quedó sepultado en la Ría de Cedeira, donde lejos de encontrar el refugio que pretendían vieron cómo las llamas reducían su futuro a cenizas. Una batalla que se trasladó también a tierra, ya que una dotación de soldados ingleses, en persecución de una cuadrilla de cedeireses que a duras penas les plantaron resistencia inicial, logró alcanzar la costa y, monte arriba, llegar a la ermita de San Antonio, que quedó arrasada. Sin respeto

15

TURISMO 2013

E

terno guardián de la Ría de Cedeira, el Castillo de La Concepción atesora cientos de años de historia local entre sus gruesos muros de piedra, pulida por la brisa marina del Atlántico.


ni siquiera por su patrón, cuya imagen llevaron como trofeo. Aún así, y por fortuna, la presencia de embarcaciones foráneas cortó cotas de conquista mayores. El temor, latente, explica la celeridad con la que se levantó el Castillo. Apenas cinco meses fueron necesarios. Recabada la financiación por parte de la Corona -Fernando VI concedió 9.000 reales- y la colaboración de la Marina -que abasteció las instalaciones de cañones, pólvora y proyectiles-, bastó el trabajo sin descanso de los cedeireses que, entregados a la causa, hicieron posible la fortaleza que hoy en día conocemos.

Cedeira

16

Durante años, y hasta entrado el siglo XIX, el Castillo de La Concepción fue garantía de defensa ante los ataques enemigos. La construcción, distribuida en varias explanadas a diferentes niveles, llegó a contar con una guarnición de unos 30 soldados y disponer de hasta 15 cañones, algunos de los cuales aún se conservan en la fortaleza. Pero el paso del tiempo hizo que perdiese interés estratégico y, ya entrados en el siglo XX, las autoridades locales inician las gestiones para lograr que pasase a titularidad municipal. Hito que se produce en la década de los 70.


TURISMO 2013

17


Cedeira 18


Hoy en día, y con la puesta en marcha del Centro de Interpretación, el Castillo de La Concepción nos desvela su historia. Y lo hace a través de fieles reproducciones de algunos de los navíos que intentaron abordar la costa cedeiresa, réplicas de trajes militares o armas empleadas en las batallas de la época o incluso una reconstrucción del primigenio fortín. Recientes obras de rehabilitación llevaron a la reconstrucción de algunas de sus salas, como la antigua cocina, el almacén de pólvora y artillería o el cuartel de guarnición. En la actualidad, el Castillo de la Concepción constituye en sí mismo uno de los más privilegiados miradores a la Ría de Cedeira, mostrando una belleza natural incontestable. Apreciada y reconocida por los miles de visitantes que cada año recibe. Un encuentro sin duda imprescindible con la historia de Cedeira.

TURISMO 2013

19


Arenales urbanos,

E

n cada propuesta, Cedeira abre un mundo de posibilidades. También en cuanto a sus playas. Aunque bañadas por el mismo mar, todas y cada una de ellas muy diferentes entre sí. Con diferentes opciones, para diferentes públicos. Con aguas tranquilas y fina arena en los arenales más urbanos y con espectaculares paisajes en las calas más distanciadas del centro. Entre todas ellas, por ubicación, tamaño y afluencia, la playa de la Magdalena es la principal. Situada en el mismo corazón de la villa, bordea su casco

calas recónditas


urbano. Se extiende a lo largo de unos dos kilómetros y registra una alta ocupación durante todo el verano. Su arena blanca y fina se pierde en la zona dunar arbolada que la delimita. Sus aguas son tranquilas y perfectas para el baño de los más pequeños de la casa, así como para la práctica de deportes náuticos. En el otro extremo de la villa, al abrigo del puerto, donde fondean las embarcaciones, se encuentra la Arealonga, también con una alta ocupación en el verano. Aunque sus dimensiones son reducidas, merece la pena

TURISMO 2013

21


acercarse a Miseñora, una pequeña ensenada ubicada al pie del faro, ya que permite contemplar toda la entrada a la ría. En otro paraje único, a primera vista inaccesible y salvaje, encontramos la playa de las Sonreiras. En las inmediaciones de las antiguas cetáreas, está próxima al puerto y al Castillo de la Concepción. Sus grandes atractivos: aguas claras y paisaje espectacular. El catálogo de playas de Cedeira se completa con Cerdeiras y Burbujas, pequeñas calas ideales para los amantes de la tranquilidad, ya que no suelen registrar demasiados visitantes.

Cedeira

22


TURISMO 2013

23


Cedeira 24


A Capelada modo asilvestrados, de los grandes rebaños domésticos que hace décadas pastoreaban por la sierra. La fauna silvestre es algo más difícil de ver, pero estando atentos y caminando con sigilo es frecuente observar jabalíes hozando la tierra en busca de comida, tanto un viejo macho solitario como grandes grupos de hembras con sus crías. Otros que tenemos posibilidades de encontrarnos son los corzos, de la familia de los ciervos pero mucho más pequeños, también abundan por A Capelada. Pasan el día en la espesura de los bosques perfectamente camuflados,

pero al alba y en la puesta de sol salen a los claros con hierba próximos donde se alimentan, huyendo de nuevo al bosque si detectan algún peligro. Los zorros, con su espesa cola, son relativamente fáciles de ver entre los pinos o por los amplios pastizales de las zonas altas, corriendo entre el ganado mientras buscan comida a primera y última hora del día; en los bordes de algunos caminos podemos ver sus madrigueras, que son unos túneles cavados en la tierra, normalmente con varias entradas y salidas, muy similares a las de otro

25

TURISMO 2013

U

n paseo a pie por la sierra de A Capelada debe estar en la agenda de todo aquel que visite Cedeira. De esta manera el caminante podrá tener la ocasión de disfrutar de la fauna que habita en la zona. Lo más visible y fotografiado es el ganado: vacas y caballos, muchos de ellos de Pura Raza Galega que, sin ser salvajes, pacen en una libertad controlada por los montes y pastos de la sierra. Desde los miradores de los acantilados se pueden ver rebaños de cabras, algunas con una cornamenta impresionante, que son descendientes, en cierto


habitante de la sierra: el tejón, es más esquivo que todos los anteriores y es más difícil verlo, por sus costumbres y horarios, con su característico pelaje a rayas blancas y negras, se mueve con aparente torpeza por las noches removiendo el suelo buscando pequeños alimentos y frutos para alimentarse. La jineta, de color gris moteado y cola anillada es abundante en la sierra, pero solo un golpe de suerte permitirá al visitante verla pues además de tener hábitos nocturnos es muy esquiva y se camufla muy bien. Lo mismo que las martas y comadrejas, pequeños mamíferos carnívoros, que evitan el contacto con los humanos. En las zonas arboladas, sobre todo de pinos, es fácil ver ardillas, con sus movimientos fugaces saltando de rama en rama, y en las mismas zonas oiremos (y si hay suerte veremos) a los pájaros carpinteros picando en los

Cedeira

26

troncos produciendo su peculiar sonido. Las aves tienen en toda la costa Ártabra una vital importancia, son muchas y varían según la época del año las especies que podemos observar. En los acantilados de la Garita de Herbeira puede verse habitualmente el halcón peregrino en sus espectaculares maniobras de caza. En las planicies altas de los pastizales, donde está despejado, es habitual que entre finales de la primavera y principios del verano se puedan ver bandos de buitres leonados llegados de las sierras más al este de Galicia y Asturias en busca de carroña de la que alimentarse. Más pequeño y habitante todo el año es lo que aquí llamamos buxato, el ratonero, un ave rapaz de tamaño mediano que es fácil ver apostada en lugares altos vigilando el suelo. Anímense, disfruten A Capelada. Juan Manuel Tojeiro


De Paseo El Paseo Marítimo parte del mismo casco histórico de Cedeira y nos conduce al puerto pesquero, donde cada día atracan decenas de embarcaciones con un sinfín de variedad de pescados para su subasta. En el camino, hermosas zonas ajardinadas con bancos para el descanso, la antigua lonja de la villa, la playa portuaria de Arealonga o la escultura A Muller Mariñeira, conocida también como A Peixeira. Un homenaje a las mujeres de los pescadores del artista Guillermo Feal. Se alza sobre un peñasco conocido como el Pericoto y nos señala la dirección al malecón.

El Paseo de la Magdalena arranca en el mismo comienzo de la playa de la que toma el nombre y concluye en la zona de San Isidro, donde se encuentra la capilla también homónima. Entre medias, la senda peatonal de madera, amplias zonas ajardinadas, el auditorio al aire libre con parque de skate, espacio para barbacoas, área de juegos infantil...

27

TURISMO 2013

El Paseo fluvial del Río Condomiñas nos invita a realizar una agradable caminata bordeando el cauce del principal río de la villa. Naturaleza en estado puro. Con una longitud de unos 440 metros y una anchura de tres, cuenta con zonas de descanso.


El Parque del Sagrado Corazón constituye una gran sala de estar urbana para la estancia de niños y mayores. Los soportales acogen una gran variedad de cafeterías, restaurantes, bares y comercios. En uno de sus polos, encontramos el parque infantil para el juego de los más pequeños de la casa. En el otro extremo, la sala de exposiciones Áncora y una zona de jardines con bancos para el descanso. La zona central, diáfana para el tránsito peatonal y la celebración de multitudinarias citas como los conciertos de verano.

Cedeira

28

Punta Candieira destaca por su pecualiaridad geológica y por sus excepcionales miradores a los acantilados próximos de 200 metros de altura. En su entorno se encuentra el faro, que comenzó a funcionar en el año 1933 y curiosamente se inauguró 20 años después con motivo del naufragio del pesquero Río Lagares. La Ermita de San Antonio es uno de los lugares de mayor belleza paisajística. Su sencillo templo otea la boca de la ría en toda su plenitud, al tiempo que señorea los acantilados de la ribera marina. Los primeros escritos sitúan el origen de la ermita en 1661 y la tradicional romería que se celebra todos los años el 13 de junio, data de la misma época. El Cristo de piedra que se puede ver a escasa distancia del templo estuvo algún día en la entrada de la villa de Cedeira, en un viejo puente ya desaparecido. Aunque restaurada, la obra original data del año 1746 y, en el recinto de la ermita, lleva desde 1968.


TURISMO 2013

29


Cedeira 30


TURISMO 2013

31


Una

gastronomía con sello cedeirés

R

ape con guisantes, bonito en salsa, chocos rellenos, merluza en salsa verde, empanada abierta de raya, pastelón de bacalao con pasas... Son tan sólo algunas de las propuestas gastronómicas que nunca fallan en las cartas de los restaurantes cedeireses. Y es que a mediados del siglo pasado, nombres tan célebres como el Náutico idearon platos únicos que, con el paso del tiempo, fueron incorporando a su cocina

Cedeira

32

todos los negocios de la hostelería local. Platos que llevan el sello cedeirés. El secreto reside en el mismo mar que baña la costa de Cedeira. Pescados y mariscos recién capturados constituyen la base de la gastronomía local. Fogones en plena ebullición esperan cada día las descargas en el puerto pesquero de media tarde. Garantía de frescura. Una materia prima con la que resulta imposible fallar al paladar más exquisito y a la


que los cocineros locales dan múltiples formas. El rape, con guisantes o en salpicón; el bonito, en salsa o en rollo; la raya, en empanada abierta o en caldeirada; el pulpo, á feira o con cachelos; los chocos, guisados o rellenos... y así podríamos seguir enumerando una lista difícil de cerrar.

Y entre tanto y variado capricho culinario procedente del mar, la repostería cuidada y artesanal de la villa quiere poner el contrapunto dulce a nuestro menú. De aquí son típicas y también únicas las Eses, sabrosas galletas

para acompañar la hora del café, o para los más golosos, los brazos de gitano con infinitas posibilidades de relleno: fresa, chocolate, piña, turrón... Sabor, calidad e innovación convertida ya en tradición. Son los principios de una cocina, la de Cedeira, que siempre está dispuesta a ofrecernos lo mejor del mar.

33

TURISMO 2013

Sin duda, otro de los puntos fuertes de la cocina de Cedeira es el marisco. Y, aunque el protagonista indiscutible en este terreno es el percebe, con merecida fama internacional, la costa local también ofrece otras delicatessen como las centollas, los lubrigantes, los nocos, las nécoras, los camarones o los berberechos.


El mejor

percebe del mundo E

l mejor percebe del mundo nace en Cedeira. En la costa que atesora los acantilados más altos de la Europa Continental. Y de ellos salen. De rocas con miles de millones de años de existencia, labradas por el intenso y constante envite del mar, inaccesibles, salvajes. Bañadas por las aguas más limpias y bravas al tiempo. Todo un desafío para aquellos que, cada día, van en su búsqueda. Una hazaña de vida o muerte para los percebeiros de Cedeira que convierte su trofeo en el marisco por excelencia de la costa gallega. Nos traen la esencia del mar. A eso, en sentido puro, saben nuestros percebes. Y en su agua, salada, deben prepararse.

Cedeira

34

La fama y reconocimiento del que gozan los percebes de Cedeira viene de su especial sabor. Único. Incomparable con cualquier otro debido a su propia naturaleza. La que le confiere la roca de la que nace y a la que se aferra con la mayor dureza imaginable durante todo su ciclo vital. A ello se unen el insistente oleaje que define su hábitat o la temperatura del agua que

le da vida. Y ese sabor único no puede más que rechazar condimentos, porque se basta a sí mismo para satisfacer el paladar más exigente. De ahí que sólo se deje acompañar por la sal. Una auténtica delicatessem culinaria local que todos ambicionan y que ha dado pie a la creación de una industria exportadora emergente, aliada en los últimos tiempos con las nuevas tecnologías e Internet. El percebe de Cedeira es, sin duda y por derecho propio, un orgullo gastronómico. Embajador de nuestra tierra, seña de identidad local y manjar imprescindible.


TURISMO 2013

35


Cedeira 36

Cedeira Turismo 2013  
Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you