Page 1

Pag. 04

Pag. 06

Pag. 10

La Iglesia en la Evangelización

Es el Tiempo para Evangelizar

La Conservación del Fruto

Guía de Adoración e Intercesión Edición 119 • Diciembre 2018

Suplemento de Edificación para el Cuerpo de Cristo A.M.M. de Rony Chaves


DIOS NOS DA UNA NUEVA OPORTUNIDAD DE GANAR NUESTRO PÁIS Nunca como en los días presentes, mi nación Costa Rica, estuvo tan cerca de ver el mayor despertamiento espiritual de toda su historia. Aleluya. Estamos como la nación de Israel al mando de Josué frente al Jordán, a pocos minutos de pasar a su “Tierra Prometida”. Costa Rica ha recibido en los últimos 20 años profecías impresionantes sobre un glorioso destino en Cristo para su pueblo.

Contenido

7000 Altares de Adoración

LA IGLESIA EN LA EVANGELIZACIÓN Pág. 04

DICIEMBRE 2018

Evangelicemos

ES EL TIEMPO PARA EVANGELIZAR Pág. 06 LA EVANGELIZACIÓN Y LA COSECHA Pág. 08 LA CONSERVACIÓN DEL FRUTO Pág. 10 “OPERACIÓN ANDRÉS” Pág. 13 DESPUÉS DE LA EVANGELIZACIÓN Pág. 14 LA GRAN COMISIÓN HOY Pág. 16

Apóstol Dr. Rony Chaves

Entramos a una nueva vida al buscar a Jesús. A veces tendremos que alejarnos de las viejas amistades cuando ellos no quieren dejar de pecar. Se abrirá en nosotros la necesidad de nuevos amigos. Podemos buscarlos entre los cristianos de una iglesia. Sin duda será necesario congregarnos en grupo.

Todo Evangelista debe conocer con claridad las necesidades básicas de un recién nacido en Cristo para ayudar a que éste sea instruido en La Palabra apropiada. Todo nuevo convertido debe saber cuáles son las cosas que debe satisfacer según la Biblia para vivir victoriosamente en Cristo.

4.Estudiar La Palabra en Grupo. En este Nuevo Milenio, las iglesias cristianas le proveen al recién convertido las llamadas “células o grupos familiares” para aprender de las enseñanzas de Jesús.Estos grupos de discípulos en los hogares le brindarán al creyente, amistad, compañerismo, oración y estudio bíblico.

3.Nuevas Amistades.

Con sonido de trompeta, Dios nos lo ha anunciado, quiere darnos un “Avivamiento”, dependerá de la actitud del liderazgo cristiano si éste llega en breve o se aleja. Este libro te introduce a una reflexión de años que como profeta a las naciones he hecho bajo una carga muy grande de oración y ante la luz de Su divina Presencia.

LAS NECESIDADES BÁSICAS DEL NUEVO CRISTIANO

“Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas, y sigue la justicia, la piedad, la fe, el amor, la paciencia, la mansedumbre. Pelea la buena batalla de la fe, echa mano de la vida eterna, a la cual asimismo fuiste llamado, habiendo hecho la buena profesión delante de muchos testigos”. 1 Timoteo 6:11-12.

2.Alabar a Dios. El alma restaurada necesita la alabanza para nutrirse y canalizar su gratitud a Cristo. Debes cantarle a Dios, alabar Su Nombre. Te fortalecerá, te bendecirá y te animará por dentro. La alabanza será en el Camino, tu más fuerte arma de guerra. Amén.

En lo personal, Dios me ha ungido para servirle en las naciones con el oficio del profeta y de mi propia boca lo he anunciado; Costa Rica está en la mira divina para bendecirla y llevarla a experimentar la mayor demostración de la gloria de Dios que jamás su pueblo pensó que tendría. Corren vientos de avivamiento. Pero también satanás está levantando su mayor oposición al mover fresco del Espíritu Santo. 2019 será un año de destino para nuestra patria. Terminaremos el año degustando el mejor “Vino del Espíritu y Su mayor Gloria” o habremos entrado en la etapa de juicio más violenta para nuestro pueblo.

EL EVANGELIO DEL REINO Pág. 17

La Esencia de Todo:

1.Amar a jesús y compartir a otros de él. El nuevo convertido y todo cristiano debe amar a Jesús y va a amar a Jesús. El lo va a necesitar, nuestra victoria dependerá de amarle, de tener comunión y amistad con Él. Con todo el corazón debes buscarle siempre. Esto te llenará de un deseo ferviente de hablarles a otros de Él. Testificar lo que ha hecho por tí te dará gozo.

Desde los más connotados hombres de Dios de nuestro siglo, Morris Cerullo, Benny Hinn, Alberto Mottessi y otros; hasta la gente más sencilla pero llena del Espíritu Santo, nos ha traído una y otra vez un claro anuncio: Dios quiere darnos un “Poderoso Avivamiento”, aleluya.

5.Consejo sabio. Puedes ser un médico o un abogado, pero al convertirte a Cristo, naces de nuevo y necesitarás consejo; mucho consejo. El libro de Proverbios dice que: “en la multitud de consejeros hay sabiduría: sé humilde, necesitarás el consejo de los mayores en la fe”. 6.Orar. Para fortalecer tu alma, necesitarás hablar con Dios continuamente. Saca tiempo para esto y serás un cristiano victorioso siempre. 7.Congregarse. Esto es quizás lo que la mayoría rehúye. Congregarse, implica un compromiso. Pero si lo haces, recibirás grandes beneficios de una asamblea o comunidad

cristiana: fe, amor, poder, ánimo, vida, unción y milagros. 8.La llenura del Espíritu santo. Pablo, el Apóstol, nos exhorta en Efesios 5:18 a ser llenos del Espíritu; y cada día, es realmente el Santo Espíritu de Dios el que morando en nosotros, nos llevará a la victoria. Necesitamos de Él y dependemos de nuestra relación con Dios. Todo cristiano debe amarlo; comunicarse con Él y tener una profunda comunión con el Espíritu. El hambre por Su Presencia debe embargarnos siempre. Pídele a Dios, anhelar cada día la llenura con Su Poder. Amén. 9.El ayuno del señor. La Biblia está llena de ejemplos de hombres y mujeres de Dios que hicieron ayunos de diferente tipo. El ayuno traerá refrescamiento espiritual y mayor sabiduría a tu espíritu. Dios fluirá cuando ayunes, revelación, fe y poder para tí. Esto será una buena práctica para cristianos nuevos y maduros. Prepárate, tu espíritu necesitará que tú ayunes de cuando en cuando. Amén. 10.La adoración a Dios. Adorar es tener intimidad. Para adorar se requiere conocer a Dios. Su revelación nos llevará a postrarnos ante Él y nos volverá sus adoradores. Fuimos creados para adorarle y para hacerlo por la Eternidad. Tu espíritu y el mío tienen esa imperiosa necesidad. Satisfácelo, humíllate ante tu Señor y cántale con tu amor. La adoración te hará madurar, crecer y conocerle más.

“…Venid en pos de mí, y haré que seáis pescadores de hombres” Marcos 1:17

“Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad; porque también el Padre tales adoradores busca que le adoren. Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren”. Juan 4:23-24 11.El diezmar fielmente Según Malaquías 3:10 el dar al Señor el diezmo de nuestras entradas es necesario e imprescindible para que El abra las ventanas de la abundancia y nos bendiga económica y espiritualmente. El recién convertido debe iniciar su vida en Cristo diezmando, esto le dará garantía de prosperidad y abundancia. 12.Ofrendar generosamente El diezmo produce rompimiento de maldiciones y la ofrenda rompe la tierra para dar con la semilla económica que sembramos (ofrenda) una buena cosecha. Generosidad desatada en el nuevo cristiano le dará cosechas sobreabundantes.


04

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

LA IGLESIA EN LA EVANGELIZACIÓN “Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado.Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán. Y el Señor, después que les habló, fue recibido arriba en el cielo, y se sentó a la diestra de Dios. Y ellos, saliendo, predicaron en todas partes, ayudándoles el Señor y confirmando la palabra con las señales que la seguían. Amén.” Marcos 16:15-20 1-LA IGLESIA CONQUISTADORA “Regocíjate, oh estéril, la que no daba a luz; levanta canción y da voces de júbilo, la que nunca estuvo de parto; porque más son los hijos de la desamparada que los de la casada, ha dicho Jehová. Ensancha el sitio de tu tienda, y las cortinas de tus habitaciones sean extendidas; no seas escasa; alarga tus cuerdas y refuerza tus estacas.Porque te extenderás a la mano derecha y a la mano izquierda; y tu descendencia heredará naciones, y habitará las ciudades asoladas.” Isaías 54:1-3 En la gran pantalla del Espíritu Santo, ha cambiado la imagen, Él nos está mostrando otra, es también de la Iglesia, aunque no parece la misma. Es la figura del Cuerpo de Cristo en toda la tierra, tal y como el Espíritu la está configurando. Es la Iglesia Conquistadora. Amén. El problema más serio de la obra de Dios es que tristemente la Iglesia se ha quedado metida por años en sus cuatro paredes; es decir, en su fortín. Se ha llenado de programas, planes y calendarios de actividades “religiosas”; pero no avanza. La Iglesia ha enseñado por años y años la Palabra de Dios, ha tenido institutos y seminarios aquí y allá, pero se le olvidó conquistar la tierra y ganar las ciudades y naciones para Cristo. La iglesia se ha quedado muy cómoda en su santuario y no ha salido a las calles y los barrios para alcanzar a los que se pierden para el Reino de Dios. Por eso el Espíritu Santo ha tomado la delantera y ha sembrado semillas de conquista en medio de Su pueblo. Como Iglesia de Cristo, con su mismo Espíritu, Él la está desatando para que conquiste a sus enemigos espirituales. Cristo Jesús, nuestro líder supremo, es el “Conquistador” por excelencia, Sus hijos deben serlo también Él salió en busca de un mundo perdido, buscó las necesidades humanas y las sació. En el camino, desde luego, tuvo que enfrentarse al infierno, pero lo conquistó. Aleluya. Él buscó a Lázaro en su tumba, fue a Betesda para traer sanidad al paralítico. En la sinagoga libertó al joven endemoniado y a la mujer encorvada. Junto al camino sanó a Bartimeo de su ceguera y al leproso que moría lentamente. Fue y sanó a la suegra de Pedro, llevó salvación a casa de Zaqueo, el publicano y resurrección a la hija muerta de Jairo. Es Jesús nuestro Conquistador, quien nos da el ejemplo de lo que debe ser la Iglesia. Él enfrentó en su terreno a los poderes del infierno, ató y echó fuera a los demonios y donde quiera que fue estableció el Reino de Dios. Es el apóstol Pablo el que señala claramente su victoria cuando escribe en Colosenses 2, que Cristo venció a los principados y a las potestades del mal, exhibiéndolos en su derrota, públicamente al triunfar sobre ellos en la cruz. Aleluya. Juan afirma al tener la gran experiencia del capítulo 1 del Apocalipsis, en la Isla de Patmos, que Jesucristo es el que estuvo muerto, pero ha vuelto a vivir y tiene en su mano las llaves del imperio de la muerte y del infierno, como símbolo de la victoria total sobre satán. Amén. Tenemos la misma naturaleza de nuestro líder, somos “más que vencedores”, somos un pueblo diseñado por Dios para la conquista de sus enemigos espirituales. Aleluya. Es porque el Espíritu del Señor está involucrado en formar al pueblo de Dios, con una mentalidad de conquista, que la Iglesia se está desatando y saliendo de su Fortaleza. Somos una Iglesia Fortificada para aprender y prepararnos para la Conquista. Dios quiere que de la Fortaleza pasemos a la Conquista de nuestra “Tierra Prometida”. Aleluya. El Espíritu Santo está preparando una Iglesia con carácter apostólico y profético. Es una Iglesia que entiende la victoria de Cristo, es violenta en su fe, agresiva contra los territorios y fortalezas del enemigo. Gloria a Dios. La Iglesia de los últimos días, no se conformará con estar recluida en sus cuatro paredes; ella saldrá y peleará. Ella irá

por las calles, buscando las rameras, los adictos a las drogas y los traerá a los pies de Cristo. Ella pregonará el Evangelio del Reino, echará fuera demonios, irá y sanará a los Bartimeos y leprosos de hoy; se moverá por los pueblos, irá a los gadarenos y a las samaritanas y les mostrará su salvación. La Iglesia Conquistado (o Desatada), plantará la autoridad del Reino dondequiera que haya necesidad. Sus miembros serán victoriosos en sus lugares de trabajo y estudio, ellos levantarán ministerios ungidos mas allá de las cuatro paredes de un templo: en las calles, escuelas y universidades en las zonas rojas y en medio de los pobres. Allí donde el Espíritu Santo mueva a Su iglesia, ella conquistará el territorio y le quitará el botín al diablo, Aleluya. Es el Todopoderoso el que le está mostrando a cada creyente Su propósito al llamarle. Él le está enseñando a cada uno su valor y su funcionalidad dentro del Cuerpo del Señor. Por el Espíritu y Su “revelación” es que cada partícula de ese cuerpo está conociendo el potencial y autoridad tan grande que Dios ha depositado en cada uno a través de vivir a Cristo. Estamos entendiendo como Iglesia que los milagros, las sanidades y la predicación no están reservados tan sólo para un número especial Y reducido de “estrellas evangelísticas» No, hoy estamos aprendiendo que la mujer ama de casa, el médico, el abogado o el estudiante pueden orar por enfermos, predicar en su ambiente y hasta obrar milagros en el Nombre de Cristo. Aleluya. Estamos hoy recibiendo la luz del Espíritu Santo para equipar a los santos, como dijo Pablo, en Efesios 4, para que ellos, todos, la Iglesia, hagan la obra del ministerio. Solo así cambiaremos ciudades, transformaremos reinos, cuando el pueblo de Dios se lance a la conquista. Es entonces y solo entonces, cuando el pueblo de Cristo camine con paso firme, llevando el mensaje calle por calle, hospital por hospital, cárcel por cárcel, que veremos la Gloria de Dios descender con poder sobre la tierra, como las aguas cubren la mar. Amén.

2-LA IGLESIA ESTANQUE DE BETESTA “Después de estas cosas había una fiesta de los judíos, y subió Jesús a Jerusalén. Y hay en Jerusalén, cerca de la puerta de las ovejas, un estanque, llamado en hebreo Betesda, el cual tiene cinco pórticos. En éstos yacía una multitud de enfermos, ciegos, cojos y paralíticos, que esperaban el movimiento del agua. Porque un ángel descendía de tiempo en tiempo al estanque, y agitaba el agua; y el que primero descendía al estanque después del movimiento del agua, quedaba sano de cualquier enfermedad que tuviese” Juan 5:1-4 Cuando leemos el pasaje de San Juan en su capítulo 5 y en sus primeros versos, nos sentimos sobrecogidos por la misericordia de Dios mostrada a un pobre paralítico. Aleluya. Jesucristo nos da una extraordinaria lección de la atención individual que Dios da a cada mortal. Es éste en verdad un texto grandioso para mostrarnos la voluntad de Dios con todos y con cada uno. La Palabra nos enseña como Dios ordenaba agitar las aguas del estanque Betesda de cuando en cuando por un ángel y quienes descendían al agua, en el tiempo de Dios, quedaban sanados instantáneamente de cualquier enfermedad que tuvieran, gloria a Dios. Asimismo, el pasaje citado

Apóstol Dr. Rony Chaves

nos muestra como Dios estaba interesado en sanar a aquel que no podía introducirse en el agua a tiempo. Por ello Cristo Jesús se acercó al lugar, buscó al imposibilitado y lo sanó amorosamente. Dentro de las muchas aplicaciones que podríamos encontrar en estos versos bíblicos, hay una que yo quiero usar para dejar la idea en cada corazón de lo que el Espíritu Santo está haciendo con la Iglesia hoy en el campo de la sanidad de los enfermos. Como Evangelista de Cristo que he sido por casi la mitad de mi vida, sé cual es el peso de mis palabras. Dios está empeñado en mostrarle a la Iglesia que Su obra de sanidades y milagros no la puso exclusivamente en las manos de un puñado de predicadores, sino que la ha colocado en el seno de Su Iglesia, Amén. Desde luego que yo creo en la labor de los Evangelistas, soy uno de ellos, pero estoy convencido que ésta es la era de la Iglesia local. Hemos dependido por años de “estrellas evangelísticas” que han traído a nuestras ciudades e Iglesias avivamiento, conversiones y milagros. Reitero, su labor ha sido buena y necesaria, pero no era la tarea única que debía efectuarse. La Iglesia descansó en ellos y no asumió su tarea de evangelizar, sanar a los enfermos y deshacer las obras del diablo. Cuando hablamos de una Iglesia-Betesda, estamos hablando de una Iglesia-Casa de Misericordia o Casa de Sanidad. Al tomar el nombre Betesda y analizarlo a la luz de los lenguajes de los tiempos de la Biblia, concluiremos que su significado es Misericordia o Casa de Misericordia y Sanidad. Esto alude al deseo de Dios en todas las épocas de mostrarse como Aquel que es sanador por excelencia. Es el mismo Jehová-Rafa (el Dios que te sana) de Exodo 15:24, el que se manifiesta sanando en los días de Jesús y el que hoy quiere decirle a un mundo enfermo que todavía es Su deseo sanar al hombre. Alabado sea el Señor. Mi apreciación particular del pasaje de Juan 5, es que podríamos usarlo para mostrar sin tapujos un cuadro más de la obra en la Iglesia del Espíritu Santo. Betesda o Casa de Misericordia, representa a la Iglesia, el lugar donde Dios quiere continuamente mover o agitar las “aguas” que sanan (menciono esto simbólicamente). Esto para beneficio de las multitudes que padecen y mueren en este tiempo. El Estanque de Betesta es una figura que nos habla de la Iglesia como la Casa donde Cristo Jesús, el Sanador, quiere sanar a cada uno y a todos los necesitados. Betesda apunta a la Iglesia, como el cuerpo Sanador de Cristo. Amén. No trato de dar tan sólo una aplicación de este pasaje, más bien, quiero usar la misma, para decir a “voz en cuello” lo que el Señor quiere hacer de Su Casa y lo que está haciendo en las naciones. El Espíritu Santo le está diciendo a gritos al pastorado de cada ciudad: “la sanidad está en mi casa, la pueden ministrar a todos; sólo se requiere un poco de misericordia”. Aleluya. Yo puedo ver una vez más, aparecer una nueva imagen en la pantalla de la revelación divina; es la Iglesia Betesda o Casa de Sanidad y Misericordia. Estas imágenes muestran a un pueblo con sus pastores y evangelistas, sanando a los enfermos, teniendo reuniones para desatar a los enfermos oprimidos por el diablo. Aleluya. Es la Iglesia que marcha por casas y hospitales, y ante los enfermos en sus lechos de muerte, ministrando el poder sanador de Jesucristo. Sí, amado lector, esto es posible. Es la Iglesia asumiendo su tarea, apoyados en el poder sanador de la llaga de Cristo. Es el pueblo cristiano que sale de sus cuatro paredes con la respuesta en la mano ante los males de nuestro mundo. No son sólo los evangelistas los ungidos para traer avivamiento; son también los niños, los jóvenes, los adultos, los ancianos que han comprendido que el Espíritu Santo, Su Autoridad y Poder están en ellos. Es el pueblo de creyentes que hace valer la promesa de Cristo enunciada en Marcos 16:16-18: “Estas señales seguirán a los que creen, hablarán nuevas lenguas, echarán fuera demonios y estaos sanarán…”. Aleluya. La Iglesia Betesda o Casa de Sanidad es un hecho, es la Obra del Espíritu Santo. Él está renovando la visión en sus siervos; Él nos está preparando hoy para ver los milagros del Padre. Amén. La Iglesia de Cristo está entendiendo el propósito para el cual fue diseñada, para traer sanidad a las naciones. Ella está emergiendo hoy, cual Estanque de Betesda del pasado, para que con fe sencilla, sustentada en el Evangelio de Cristo, Dios la use en cada caserío y en cada ciudad como un lugar

“…Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado.” Mateo 4:17

de esperanza, donde el atormentado y enfermo encuentre la mano sanadora de Cristo. Amén. Una de las grandes promesas de Dios para la Iglesia es la última década del siglo XXI, es una gran ola de sanidad y milagros que envolverá la tierra. Esto será visto paralelamente al levantamiento en poder de la Iglesia de Cristo. Cada miembro, cada creyente y cada ministro en el liderazgo, dejándose usar por Dios, para ministrar a un mundo enfermo. Solo así se cumplirá lo dicho por Habacuc: “la tierra será llena del conocimiento del señor, como las aguas cubren el mar”. Amén. 3-LA IGLESIA CASA DE LIBERTAD “Y conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres” Juan 8:32 Con el nombre de “Casa de libertad” se inició un proyecto loable en nuestra congregación hace casi dos años atrás. Este proyecto consistía en llevar el ministerio de liberación de los cautivos más allá de las paredes de nuestro templo. Específicamente la idea era abrir un centro de ministración en la “zona roja” de la capital de nuestro país. Esto implicaba desde luego una labor fuerte de ministerio hacia personas marginadas, esclavizadas al vicio y atormentadas por el diablo. Esta área de la ciudad está caracterizada por un sin fin de prostíbulos baratos, cantinas de mala muerte, tráfico de drogas, homosexualidad, alcoholismo, violencia y asesinatos. En pocas semanas este lugar y ministerio tuvo que dar albergue a muchos alcohólicos y prostitutas; ellos atendían al llamado de Dios buscando su liberación. Hubo que ministrarles, darles de comer, vestirles y enseñarles la Palabra de Dios. La labor ha sido creciente y sumada ésta a un evangelismo personal activo, el lugar responde a la comisión divina. Aleluya. Esto nos da una idea de la grandísima necesidad que existe hoy entre la gente. El ocultismo con sus diversas ramificaciones (magia, hechicería, espiritismo, etc.) ha hecho estragos. El pecado y la obra del mal han dejado un saldo lamentable en nuestras ciudades; un sin fin de cautivos del vicio de las drogas y de los vicios sexuales. Ellos han descendido a niveles inimaginables y nuestra sociedad moderna no tiene naturalmente una salida para ellos. Es entonces cuando nos damos cuenta que estos poderes demoníacos que atan terriblemente a los hombres, jamás podrán ser vencidos por mecanismos humanos. Satanás y sus demonios son poderosos para ser vencidos con simples argumentos y ciencias terrenales. Se requiere de un poder mayor, más trascendental, más demoledor para las huestes del mal. Ese poder desde luego, es sobrenatural y sólo puede ser el poder de Dios. Aleluya. Este poder extraordinario no se encuentra en los supermercados o negocios comunes para ser adquirido con dinero. Tampoco se consigue en las aulas de nuestras universidades. Este poder del cielo está derramado en el seno de la Iglesia. Amén, gloria a Dios. La Iglesia de Jesucristo es la receptora de ese poder ilimitable. Ella es la única entidad u organismo sobre la tierra que puede ministrar a los esclavos de satán y darles libertad en el Nombre de Cristo. Aleluya. Tristemente, hay que apuntar aquí que mucho amado siervo de Dios, ni siquiera cree que existan los demonios, mucho menos acepta la posibilidad de echarlos fuera de los atormentados. La realidad hoy señala que muchos están encadenados por espíritus inmundos y más aún la Biblia, en especial el Nuevo Testamento abunda en testimonios de esto. No hay opción ni posibilidad de opinar otra cosa, hay que enfrentarlos y sacarlos fuera de los hombres. Amén. La historia del cristianismo registra en sus archivos algunas cosas interesantes; entre ellas está la verdad de que en las épocas en que la Iglesia del Señor dedicó tiempo a ministrar a los cautivos de los demonios, hubo un mayor crecimiento numérico. En diversos siglos pasados, Dios ha tenido hombres y mujeres ungidos que han creído a sus promesas. Tal y como lo relata Marcos en su versión del Evangelio, una de las señales que seguirán los creyentes es el tener poder para echar fuera demonios. Amén. La Iglesia en diversas naciones y tiempos ha creído esto, gloria a Dios, el crecimiento ha sido evidente. El Espíritu Santo hoy ha colocado una nueva imagen de la Iglesia que Él está moldeando, es en verdad


EDICIÓN 119 | “Una Casa de Libertad”. Periódicamente realizamos en nuestras instalaciones o en otras ciudades un servicio llamado “Culto de liberación”. Este llega por televisión y radio a todo el país. Las reacciones son tan sorprendentes, las gentes vienen de todo lugar y llaman a los teléfonos de consejería en forma realmente impresionante. Hay mucha necesidad hoy, la gente está llena de opresiones, ataduras y esclavitud infernal. La Iglesia debe levantarse, orar e interceder con fervor por el mundo. El cuerpo de Cristo debe tener sus líderes preparados para organizarse en equipos de liberación; el poder y la unción deben estar en la Casa de Dios para echar fuera al diablo. Al poseer una alabanza fresca y cristocéntrica, la Iglesia llena su ambiente de reunión de la libertad que rompe las cadenas. Al brotar libremente de los corazones anhelantes de Dios la adoración a Él, su Presencia satura el lugar y a su gente, trayendo gozo, paz y libertad. La casa de Dios que se está edificando es un

Tabernáculo o Santuario para ministrar Su libertad. Allí los poderes demoníacos deben sucumbir, allí los yugos de muerte deben podrirse por causa de la unción. Aleluya. Basta ya de ambientes de funeral y derrota en la Casa del Señor; basta ya de tristezas y llantos. Ha llegado el tiempo de la liberación y del poder divino. Amén. El Espíritu Santo está haciendo de Su Iglesia un oasis de libertad, donde en la alabanza fresca y en adoración en espíritu y verdad, Él pueda romper las prisiones de aquellos que anhelan ver la luz de su

liberación. ¡lglesia, ponte en pie y libera a los oprimidos! Amén. 4-LA IGLESIA DEL TERCER MILENIO: LA EVANGELISTA “Pero los que fueron esparcidos iban por todas partes anunciando el evangelio. Entonces Felipe, descendiendo a la ciudad de Samaria, les predicaba a Cristo. Y la gente, unánime, escuchaba atentamente las cosas que decía Felipe, oyendo y viendo las señales que hacía. Porque de muchos que tenían espíritus inmundos, salían éstos dando grandes voces; y muchos paralíticos y cojos eran sanados; así que había gran gozo en aquella ciudad”. Hechos 8: 4-8 La Iglesia del Tercer Milenio, será una Iglesia Apostólica y Profética, esto es, una “Compañía Apostólica” y una “Comunidad Profética”. Una “Compañía Apostólica”; porque cada creyente estará lleno del Espíritu Misionero de Cristo y tendrá una convicción plena de cumplir La Gran Comisión en todas las Naciones del mundo. Una “Comunidad Profética”, porque será sal y luz de la tierra. Portadora de la Visión y Unción del Espíritu para cambiar el destino de nuestras ciudades. Una Iglesia ataviada con dones y operaciones del Espíritu y llena de una autoridad especial contra las tinieblas. Esa mezcla de unción apostólica y profética, dará como resultado una Iglesia con carácter evangelizador. El Cuerpo de Cristo se volverá en el Evangelista de los perdidos. Aleluya. Ya no solo, llevarán con poder el Evangelio, los ministros denominados en Efesios 4:11 como Evangelistas (un don-hombre), sino toda la Iglesia. El Evangelio será predicado y demostrado ya no sólo por unos cuantos creyentes, sino por todos. Las Iglesias que hoy están emergiendo a la superficie con poder y que están transformando ciudades, tienen algún plan de evangelismo y discipulado en acción. Este Plan (Modelo de los 12, Grupos Familiares, Células de Oración, Escuela para Líderes, etc., etc,) le da al creyente de las congregaciones una convicción evangelizadora muy grande. Sus metas de crecimiento numérico son tan fuertes que para lograrlo, descansan en el poder de cada uno de sus miembros para ganar a otros personalmente para Cristo. Esto lo logran, ya no solo en las reuniones regulares o especiales de la Iglesia, sino más bien en

el trabajo de los grupos de discipulado en los hogares o en la tarea de evangelismo de tú a tú; es decir, en el trabajo evangelístico personal. Amén. Definamos ahora, las características de una Iglesia Apostólica que es toda una Evangelista del Señor. Características de una Iglesia-Evangelista 1-Su gran prioridad después de adorar al Señor es llevar las Buenas Nuevas a los perdidos. 2-Traerá una unción de sanidad a la ciudad. 3-Será poseedora de un ministerio eficaz de Liberación. 4-Será dotada de una habilidad divina para presentar la Obra Redentiva de Cristo incluyendo La Justificación. 5-Será una Gran Maternidad, produciendo una multitud de Nuevos Nacimientos. 6-Tendrá en un alto lugar el Evangelismo Personal. 7- Tendrá una enorme Casa de Milagros. 8-Será Restauradora, esto es, consciente de levantar al caído, de desatar al cautivo y de hacer la Obra Social en Cristo. 9-Será una Iglesia Guerrera; conocedora de su botín: almas. 10-Será una Iglesia deseosa de cumplir La Gran Comisión 11-No tendrá temor de satán y sus demonios. 12-Estará llena de la Compasión y Amor de Cristo. 13-Será una Iglesia de Crecimiento y Multiplicación. 14-Será una Iglesia de Consolidación y Liderazgo. 15-Será una Iglesia de Discipulado y Formación. 16-El ayuno y la oración serán su práctica común. 17-El carácter de Cristo asomará potente en ella. 18-Sabrá trabajar en Equipos y Consorcios. 19-Sabrá trabajar en Redes y Coaliciones. 20-Sabrá estar bajo Cobertura Apostólica. 21-Será una Iglesia de alabanza, gozo y adoración. Las mismas obras… y aún mayores. Jesús dijo a sus discípulos en Juan 14:12: “De cierto de cierto os digo: El que en mí cree, las obras que yo hago, él las hará también, y aun mayores hará, porque yo voy al Padre”. Jesucristo hablaba a Sus discípulos de la capacidad de hacer milagros en Su Nombre. Él animaba a Sus discípulos profetizando de Su victoria en la cruz y de

Evangelicemos 05

Su regreso al Hogar Celestial como Hijo de Dios. Esto implicaba que Él vencería a Satanás y tomaría toda autoridad en los cielos y en la tierra para entregarla a Su Iglesia. Al volver a Su trono y sentarse a la Diestra del Padre, como el Intercesor, esto le daría a Sus discípulos una victoria total de sus oraciones. Jesús está diciendo a Sus seguidores que las obras que Él Él hizo, por Su victoria en la cruz, ellos también podrían hacerlas en Su nombre. Pero además, por Su total victoria contra Satanás, y apoyadas por Su intercesión y mediación ante el Padre, verían mayores obras al enviar luego Él al Espíritu Santo a la Iglesia. Enseñamos un principio con Elías y Eliseo. Este principio muestra que Dios puede dar una unción a un hombre con ministerio y posteriormente tomar de esa unción conquistada y otorgada y entregársela a otro en una doble porción. Por eso Eliseo vio los mismos milagros que vio Elías en su oficio de profeta, pero además se registran el doble de éstos en el Antiguo Testamento obrados por Eliseo. Jesús anunció a Sus discípulos que las Obras que Él hizo, después de Su victoria contra el reino de las tinieblas, todos Sus discípulos, de todos los tiempos, también harían. Y, dichosamente, Él anunció que mayores obras aún haríamos por el envío posterior de Su Santo Espíritu. El Consolador Bendito, nos llenaría y nos usaría con Sus dones y operaciones para manifestar y demostrar el Reino de Dios entre la gente. La Cosecha del Tercer Milenio será sorprendentemente llena de milagros y prodigios. Estos serán obrados por Sus hijos, pero no sólo aquellos que son Evangelistas; sino, aquellos que simplemente forman parte de las congregaciones del Señor y se han dejado discipular por Él a través de sus maestros discipuladores. Amén. La Iglesia en pleno, toda ella; la Evangelista del Tiempo Final, estará tan ungida del Espíritu que será un manantial de milagros entre los pueblos y esto, redundará; en la conversión de miles y miles de pecadores y en el establecimiento del Reino de Dios. Aleluya. “Y los que creían en el Señor aumentaban más, gran número así de hombres como de mujeres; tanto que sacaban los enfermos a las calles, y los ponían en camas y lechos, para que al pasar Pedro, a lo menos su sombra cayese sobre alguno de ellos. Y aun de las ciudades vecinas muchos venían a Jerusalén, trayendo enfermos y atormentados de espíritus inmundos; y todos eran sanados”. Hechos 5: 14-16


06

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

Apóstol Dr. Rony Chaves “Miré, y he aquí una nube blanca; y sobre la nube uno sentado semejante al Hijo del Hombre, que tenía en la cabeza una corona de oro, y en la mano una hoz aguda. Y del templo salió otro ángel, clamando a gran voz al que estaba sentado sobre la nube: Mete tu hoz, y siega; porque la hora de segar ha llegado, pues la mies de la tierra está madura. Y el que estaba sentado sobre la nube metió su hoz en la tierra, y la tierra fue segada.” Apocalipsis 14:14-16 1-EL KAIRÓS DE DIOS Dos palabras del griego son usadas para señalar la palabra tiempo: CRONOS Y KAIROS. El término CRONOS define al tiempo específico, que transcurre normal e igual para todos los mortales. CRONOS es el tiempo natural; el tiempo del reloj que se mide en horas, minutos y segundos. El Kairós divino, es el tiempo de Dios. Kairós define el tiempo del cumplimiento de los propósitos de Dios para el hombre y las naciones. Kairós es el tiempo exacto señalado por el Señor para visitar a un hombre o una ciudad. La unción de Dios y Su poder demostrativo están íntimamente ligados a ese tiempo escogido, medido y señalado por el Creador. En Costa Rica, la historia ha caminado por siglos. El cronos del hombre, transcurre para todos igual. Mas el Kairós divino nos marca la HORA de su Avivamiento y de la bendición de justos e injustos. En el Kairós, Dios salvará y redimirá a miles de miles. Es Su Tiempo. No hay otro tiempo mejor, lo esperaron anhelantes los antiguos profetas. No lo podremos medir o enmarcar. Pero sí lo podemos sentir. Señales del cielo siempre nos han sido dadas como anuncios claros. Estas señales y manifestaciones están en todo nuestro territorio, Jesús viene, aleluya. Antes de que Cristo vuelva, tendremos Avivamiento y Cosecha. Amén. ¡Costa Rica, tu Kairós está a las puertas, prepárate, la hora de tu visitación será en breve...! 2-EL DIA DE TU VISITACLÓN “Porque así dijo Jehová: Cuando en Babilonia se cumplan los setenta años, yo os visitaré, y despertaré sobre vosotros mi buena palabra, para haceros volver a este lugar.” Jeremías 29:10 Dios, querido lector, es un Dios de tiempos. Esto implica que Él planifica sus movimientos y Sus estrategias en esta batalla espiritual de los siglos contra satanás, nuestro enemigo. El trato de Dios con los hombres y con los pueblos está igualmente diseñado por el Arquitecto de los Siglos. Aleluya. El Señor ha determinado cuándo visitará individualmente a Sus hijos y cuando se manifestará a Su pueblo. “Visitó Jehová a Sara, como había dicho, e hizo Jehová con Sara como había hablado.” Génesis 21:1 El trato de Dios con los hombres y las naciones está regulado por Él. El mover del Espíritu Santo está determinado por la palabra profética emanada del trono divino. Hay tiempos de refrigerio determinados por Dios. Hay tiempos o días de restitución. Hay días o tiempos de restauración, hay tiempos específicos de visitación de Dios. “Bendito el Señor Dios de Israel, que ha visitado y redimido a su pueblo.” Lucas 1:68 Al paso de los años y los siglos, el Señor ha visitado las naciones del mundo. A unas para bendición, por su hambre de Cristo y a otras para maldición, por su odio del Evangelio y al Pueblo Escogido de Dios. Según el anhelo de los pueblos por Cristo, así Dios les ha respondido su clamor. “Simón ha contado cómo Dios visitó por primera vez a los gentiles, para tomar de ellos pueblo para su nombre.” Hechos 15:14 Dios es un Dios de tiempos. Su palabra nos da claros ejemplos de ello: sometió a Israel por 40 años en el desierto; le anunció a Abraham que su descendencia moraría en tierra extraña y sería oprimida y esclavizada por 400 años; Él le anunció a Israel, por sus profetas, que estarían cautivos en Babilonia por espacio de 70 años. Él es un Dios que controla claramente los tiempos

ES EL TIEMPO PARA EVANGELIZAR

de los hombres. Él pone límites a los imperios y a los reinos. Él señala la duración del gobierno de los reyes y de los emperadores. Él es el Dios Eterno, Quien controla los tiempos y los eventos sobre toda la tierra. Aleluya. “Y les dijo: No os toca a vosotros saberlos tiempos o las sazones, que el Padre puso en su sola potestad.” Hechos 1:7 Dios ha visitado las naciones del mundo en repetidas ocasiones. De una u otra forma Él lo ha anunciado. En la Era Moderna, Él visitó Jerusalén, Judea, Samaria y el Asia Menor. Pasados los años llevó Su Evangelio a Roma y España. Pasado un milenio de la muerte de Cristo, visitó la Europa Central usando a Lutero, Calvino y Zwinglio. Alemania, Suiza y Holanda recibieron la manifestación gloriosa del Espíritu Santo.

Uno o dos siglos después, Inglaterra, Irlanda y Escocia recibieron una nueva ola del mover divino. Estados Unidos es impactado por la gloria de Dios a finales del siglo pasado y a los inicios del presente siglo. Con el avance de las comunicaciones emerge, de la gran visitación divina para los anglosajones, un extraordinario movimiento misionero que lleva la luz del Evangelio a todo rincón de Hispanoamérica. A mediados del siglo pasado, el África y el Asia fueron visitados por Dios. Indonesia, Filipinas, Java y otras naciones del área recibieron el manto apostólico del Ministerio del Cristo Viviente. Aleluya. Para la hora en que escribo muchas naciones del continente africano están experimentando su gran avivamiento por el Espíritu Santo. Vemos con gozo caer las murallas de la Europa Oriental y la Rusia Soviética. El fuego divino ha comenzado a encender los corazones sedientos de las naciones socialistas. Dios es un Dios de tiempos. Lo más importante en estos moveres divinos es que podamos entender que Él nos está visitando con el poder del Espíritu Santo. En los días del cautiverio judío, Daniel lo entendía y se dejó usar en su tiempo como un instrumento en las manos divinas, para infundir aliento a su pueblo. “En el año primero de su reinado, yo Daniel miré atentamente en los libros el número de los años que habló Jehová al profeta Jeremías, que habían de cumplirse las desolaciones de Jerusalén en setenta años. Y volví mi rostro a Dios el Señor, buscándole en oración y ruego en ayuno, cilicio y ceniza.” Daniel 9:2,3 En cada época vivida por Israel hubo hombres y mujeres que entendieron el plan y los tiempos de Dios. Mencionemos algunos: Moisés, Josué,

David, Elías, Zacarías, María y Juan el Bautista; por citar algunos. Tristemente existieron otros que no entendieron lo que ocurría y rechazaron la bendición de Dios. “En el mundo está (Cristo), y el mundo por El fue hecho; pero el mundo no le conoció. A los suyos vino, y los suyos no le recibieron.” Juan 1:10,11 Dios le envió a Israel sus profetas, sus palabras y sus ángeles y no les creyeron. Ellos perdieron la más gloriosa oportunidad que nación alguna tuvo. El Hijo de Dios estuvo entre ellos y le crucificaron. Ellos fueron visitados por el Espíritu Santo, Juan dio testimonio de Él, Zacarías el sacerdote lo profetizó, Simeón y Ana lo anunciaron en el templo y los judíos lamentablemente lo llevaron a la cruz. No entendieron el Día de Su visitación. “Jerusalén, Jerusalén, que matas a los profetas y apedreas a los que te son enviados! ¡Cuántas veces quise juntar a tus hijos, como la gallina a sus polluelos debajo de sus alas y no quisiste!” Lucas 13:34 Hoy, igual que en los días de Cristo, Él nos está visitando y muchos le están rechazando. Él no ha terminado Su Obra en la Iglesia. Él prometió edificarle y perfeccionarla. El Espíritu Santo está llevando a la Iglesia a nuevas experiencias con Él para prepararnos para el Día del Gran Encuentro. Él volverá, Aleluya. Vendrá de nuevo el Cristo de gloria, pero por una Iglesia madura y rebosante de vida. Él volverá por un pueblo que le espera y que conoce el día de su visitación. Sobre la América hispana y Costa Rica, el Espíritu Santo está soplando vientos le refrigerio. Está cayendo sobre nosotros la lluvia prometida por Él. Muchos y muchos lo están entendiendo. Ellos están abriendo su espíritu para la manifestación gloriosa de Cristo en Su Iglesia. Amén. Mi oración es que tú puedas, al ver las señales de los tiempos, entender que la hora de la restauración para los pueblos de América ha llegado. Mi clamor será que cada lector de este libro pueda entender que una nueva ola del Espíritu Santo está bañando las costas de América; que tú, querido lector, puedas gritar con voz de júbilo: “Hossana, Hossana, al que viene en el nombre del señor.” “Ay de ti, Cozarín! Ay de ti Betsaida! Porque si en Tiro y en Sidón se hubieran hecho los milagros que han sido hechos en vosotras, tiempo ha que se hubieran arrepentido en cilicio y en ceniza. Por tanto os digo que en el día del juicio, será más tolerable el castigo para Tiro y para Sidón, que para vosotras. Y tú, Capernaum, que eres levantada hasta el cielo, hasta el Hades serás abatida; porque si en Sodoma se hubieran hecho los milagros que han sido hechos en ti, habría permanecido hasta el día de hoy. Por tanto os digo que en el día del juicio, será más tolerable el castigo para la tierra de Sodoma, que para ti.” Mateo 11:21-24 Es nuestra oración más ferviente al Dios Todopoderoso que hoy Su pueblo, la Iglesia, entienda la gran visitación divina. Que los suyos hoy le reciban a Él en todo su esplendor. Amén. “Y cuando llegó cerca de la ciudad, al verla, lloró sobre ella, diciendo: ¡Oh, si también tu conocieses, a lo menos en este tu día, lo que es para tu paz! Más ahora está encubierto de tus ojos. Porque vendrán días sobre ti, cuando tus enemigos te rodearán con vallado, y te sitiarán, y por todas partes te estrecharán y te derribarán a tierra, y a tus hijos dentro de ti, y no dejarán piedra sobre piedra, por CUANTO NO CONOCISTE EL TIEMPO DE TU VISITAClÓN.” Lucas 19:41-44 3-ANÁLISIS PROFÉTICO Muchos han sido los hombres y mujeres de Dios que nos fueron enviados para traernos profecías divinas. En los últimos 20 años, una tras otra, la Palabra profética fue declarada, mostrándonos los planes del Señor. Para bendición nuestra, los mensajes proclamados siempre fueron positivos y de un contenido rico en victoria. Obviamente, en las palabras del Altísimo, hubo algunas de reprensión, prevención y exhortación fuerte; pero siempre el Señor nos habló de un

“...y los que lo tocaron, quedaron sanos”” Mateo 4:17

futuro lleno de gloria. Algunas de estas profecías anunciadas fueron: 1.“Costa Rica; plataforma evangelística y apostólica a las naciones serás llamada”. 2.“Costa Rica, tu nombre será “Oasis de las Américas” porque muchos vendrán de lejos para beber de la abundancia de mi Palabra que derramaré sobre ti”. 3.Costa Rica, eres tierra de Avivamiento. 4.Costa Rica, te he rodeado con ángeles al norte, al sur, al este y al oeste. Yo Jehová, seré tu Protector. 5.Costa Rica, de ti me saldrán ministros a todas las naciones para llevar mi Palabra y los usaré poderosamente para encender el fuego de mi Espíritu. 6.Nación punta de lanza eres, yo te he escogido en mi Plan para establecer mi Reino. 7.Antes que el siglo acabe, estarás encendida en el mayor despertamiento espiritual de toda tu historia. Podríamos seguir citando una tras otra, decenas de profecías para bendición de nuestro pueblo. Basten las mencionadas para vislumbrar con claridad que Dios tiene un Plan con esta tierra. Cada una de ellas ha entrado en su esfera de cumplimiento. El Señor nos ha ido llevando paso a paso hacia un Avivamiento. Generacionalmente ha ido rompiendo prejuicios religiosos en el pueblo de Dios. Una mayor unidad ministerial nos ha dado grandes posibilidades de ver pronto ese Avivamiento profetizado. Difícilmente existe una nación con tantos ministros de gran nivel impactando las naciones de América Latina que Costa Rica. Quizás sólo Argentina nos supera en esto. Verdaderamente el país es una plataforma al mundo. Muchos ministerios apostólicos y proféticos salen cada semana de nuestro aeropuerto principal para ir a enseñar al mundo La Palabra. 4-PLATAFORMA HISTÓRICA Para finales de la década pasada; en vías de la Cruzada “Un milagro en tu vida” que efectuamos en La Sabana (abril de 1989), leí un libro muy especial. Este libro escrito por don Wilton Nelson, titulado, “Historia del Protestantismo en Costa Rica”, me dio una base histórica sobre lo que podíamos esperar en los años 90 en el desarrollo evangélico. En este libro, el hno. Nelson nos hace un relato genial sobre la aparición por primera vez de la “semilla del Evangelio” en Costa Rica y su desarrollo. También nos lleva al pasado de la nación; en los días pre colombinos y de la colonia para explicarnos mucho del comportamiento del tico hacia el Evangelio. Este análisis me ayudó a enfocar mis oraciones hacia las Raíces ancestrales de mi país y derribar así fortalezas religiosas y de hechicería para que la Cruzada tuviera éxito. Recuerdo que incluso por la Radioemisora Faro del Caribe prediqué un mensaje previo al evento sobre ese tema. En el programa “Cátedra del Aire” llevé un mensaje de análisis histórico religioso de Costa Rica y en función del mismo, entregué los anuncios proféticos que en aquella época debía proclamarle al pueblo costarricense. Obviamente la historia es la misma. La base histórico religiosa del país es la misma, diez años después, podemos esperar cosas muy buenas de parte de Dios por esa plataforma histórica que se tejió por los siglos en Costa Rica. Curiosamente la historia ha sido benévola con este país a diferencia de otras culturas de Mesoamérica. No heredamos de nuestros indígenas una fuerte cultura religiosa, ni de la colonia una inclinación religiosa fanática como la que se desarrolló en México o Perú. El tico fue un hombre, culturalmente hablando que resultó de pocas guerras, no tanto derramamiento de sangre y sí de mucho aislamiento e independencia. No libramos fieras batallas independentistas como sí lo hizo Sur América y México y no tuvimos la riqueza de otros pueblos como para ser invadidos, pisoteados y aniquilados como otros territorios. Nuestro catolicismo es muy a la tica. Proporcionalmente a otros países latinoamericanos, el más débil de


EDICIÓN 119 |

América. La gente es católica por costumbre pero no por convicción. La adoración de santos es muy frágil comparado junto al resto de Centro América y fuimos forjados casi en el olvido de España. El tico vino por ello a ser un amante de la paz, de la fe, de la libertad y de la vida. La historia nos dejó la semilla del Evangelio muy pronto, en un terreno menos religioso que otros pueblos y mucho más tolerante que ninguno. Hoy, la evidencia de que Dios vio eso, es claro. El Señor nos ha bendecido y nos bendecirá aún más. La Costa Rica que Colón profetizó no fue rica en oro pero sí en la bendición espiritual. Sin duda, tendremos Avivamiento, Amén. 5-EL VALLE DE LOS HUESOS SECOS La Biblia enseña que el profeta Ezequiel tuvo una extraordinaria revelación de Dios sobre el pueblo de Israel. Esta tremenda experiencia lo llevó a un enorme valle lleno de huesos secos. Así le quiso presentar Jehová al profeta, el estado del pueblo hebreo en esos días, como si fuese un valle saturado de huesos secos. “La mano de Jehová vino sobre mí, y me llevó en el Espíritu Jehová, y me puso en medio de un valle que estaba lleno de huesos. Y me hizo pasar cerca de ellos por todo en derredor; y he aquí que eran muchísimos sobre la faz del campo, y por cierto secos en gran manera.” Ezequiel 37:1,2 Es muy probable que la primera impresión del profeta fue de profunda tristeza; el pueblo escogido le era presentado por Dios a sus ojos como un sombrío valle de muertos. Realmente esa era su condición ante los ojos de Dios, le habían fallado, se habían apartado de sus caminos. En él surgió la gran interrogante: ¿Vivirá este pueblo, se levantarán estos huesos? “Y me dijo: Hijo de hombre, ¿vivirán estos huesos? Y dije: Señor Jehová, tú lo sabes”. (Verso 3) Él entendía que para reunir esos huesos y hacer de ellos organismos vivientes se requería de un portentoso milagro. Sólo Dios lo podría hacer, no el hombre. Este pasaje no sólo aludió al Israel de los días de Ezequiel, sino al Israel después de la Segunda Guerra Mundial; donde luego del exterminio bestial de Adolfo Hitler sobre los judíos parecía que Israel jamás se levantaría como nación. Era como un enorme valle de huesos secos. Pero la Biblia en muchísimos pasajes sobre Israel, también alude a la Iglesia, el Israel espiritual de nuestro tiempo. Después de transitar por años en los pasillos de iglesias y naciones, uno se forma una idea del estado actual de la Iglesia de Cristo en el mundo. Ella parece en muchos lugares como ese enorme valle de huesos secos que miró Ezequiel. Ella ha perdido la hermosura de su rostro, su gozo

y su lozanía. Pareciera que la carne, músculos y piel que le dan la forma de un cuerpo vivo ya no están en ella. Sus ligamentos y tendones ya no tienen fuerza para mantener unidos sus huesos. La Iglesia parece un cuerpo muerto, sin alma y sin espíritu. Al ver en muchos lugares del mundo en lo que se ha convertido la Iglesia, nos preguntamos honestamente, ¿vivirán estos huesos Señor? Dios dijo a Ezequiel lo siguiente: “Profetiza sobre estos huesos, y diles: Huesos secos, oíd palabra de Jehová. Así ha dicho Jehová el Señor a estos huesos: He aquí yo hago entrar espíritu en vosotros, y viviréis. Y pondré tendones sobre vosotros, y haré subir sobre vosotros carne, y os cubriré de piel, y pondré en vosotros espíritu, y viviréis, y sabréis que yo soy Jehová.” versos 4, 5,6 La orden divina a su profeta fue, profetiza; esto indicó un comienzo glorioso de restauración. Un profeta es un vocero de Dios; uno que habla en su nombre. Esto implica que Jehová-Dios es quien determina qué se debe hablar y cuándo debe ser proclamada su palabra profética. Aleluya. Igual que para aquel valle de huesos secos de los días de Ezequiel, hoy el Espíritu Santo está desatando Su Palabra a la Iglesia. Es una palabra profética, de anuncio y reto divinos. Es un mensaje claro y contundente. Dios ha desatado para Su pueblo el tiempo de su restauración: Aleluya. Es el tiempo profético del Padre para soplar Su aliento de vida sobre el Cuerpo de Cristo. Son los días determinados por el Padre para tomar cada hueso (llámele cada hermano; llámele cada ministro o cada congregación que parecen sin vida) y llenarlos con su ardiente poder. Gloria a Dios. No importando si la tarea parece difícil, El lo hará; El edificará y madurará a su Iglesia. Amén. Los resultados de declarar la Palabra sobre los huesos no se hicieron esperar, he aquí lo que detalla el profeta: “Profeticé, pues, como me fue mandado, y hubo un ruido mientras yo profetizaba, y he aquí se juntaron cada hueso con su hueso.” Verso 7. Las implicaciones de este texto para nosotros hoy son que ese ruido escuchado al profetizar, es el testimonio del Espíritu Santo en toda la tierra, dando a conocer el anuncio del cielo a todo Su pueblo. Aleluya. Profeta tras profeta, profecía tras profecía, sueño tras sueño y visión tras visión, serán llevadas hasta los confines del mundo para anunciar a la Novia que han llegado los días de la preparación para las Bodas del Cordero. Esta palabra profética confrontará a cada uno, llámese ministro o iglesia local y causará tal terremoto o movimiento espiritual al ser declarada por los profetas que provocará a la unidad de cada uno de los miembros, llámese hueso o ministro o iglesia, Aleluya.

Quienes entiendan la palabra del Espíritu Santo comenzarán a amar a sus hermanos y se unirán a pesar de las barreras denominacionales existentes. Amén. Algo más ocurrió ante la proclama de Ezequiel que nos ilustra lo que ocurrirá a la Iglesia. “Y miré y he aquí tendones sobre ellos, y la carne subió, y la piel cubrió por encima de ellos, pero no había en ellos espíritu.” Verso 8. La profecía había producido que se escuchara un gran ruido en todo el valle, un movimiento unificador había comenzado, cada hueso se juntó con otro. Luego tendones aparecieron (coyunturas, ligamentos) para unir y ligar cada hueso con su hueso. En nuestro caso nos habla esto de la obra tremenda del Espíritu Santo para llevarnos a claras relaciones de pacto entre unos y otros, seamos de la misma denominación o no. Los tendones señalan hacia relaciones maduras en la Iglesia; con principios sólidos de ética, amor y servicio cristiano. Amén. De pronto narra Ezequiel: la carne subió. Esto habla de volumen, peso y consistencia. Aquel conjunto de huesos se había unido y ahora el Espíritu Santo les estaba dando peso y tamaño. Empezaron a semejarse a un verdadero cuerpo. Igualmente a la Iglesia el Espíritu Santo la está madurando por sus maestros, apóstoles y profetas. Le está dando tamaño, peso y consistencia para presentársela a Cristo un día, madura, sin mancha y sin arruga, para que en verdad parezca La Iglesia. Aleluya. La Iglesia en muchas partes del mundo se está levantando, aunque niña, está madurando. El volumen y el peso están aumentando; la carne le será añadida. Luego vino la piel recubriendo la carne, dándole forma, cubriendo las cuencas, los brazos, las manos, etc. Ese fue un trabajo delicado, la masa de carne comenzaba a tomar forma de organismo. La carne sobre los huesos comenzó a tomar forma de cuerpo humano. Ya se miraron los rostros, los ojos. Dejó de ser un valle de huesos de muertos. La Iglesia de Cristo estará siendo cubierta por apóstoles y profetas. Por medio de ellos el Espíritu Santo proveerá de piel a la Novia. Ella, la Iglesia, tomará forma, su rostro será visible y bello. No será nunca más lo que ha sido hasta ahora, un enorme valle de huesos secos. Aleluya. Con todo y lo ocurrido, faltaba algo en aquel cuerpo; no tenía espíritu, no tenía vida. “Y me dijo: Profetiza al espíritu, profetiza, hijo de hombre, di al espíritu: Así ha dicho Jehová el Señor: Espíritu, ven de los cuatro vientos, y sopla sobre estos muertos y vivirán. Y profeticé como me había mandado, y entró espíritu en ellos y vivieron, y estuvieron sobre sus pies; un ejército grande en extremo.” Versos 9 y 10 He aquí la gran realidad de Dios, aunque tengamos un ejército de hombres y mujeres,

Evangelicemos 07

si éstos no están llenos del Espíritu son igual que simples huesos secos, sin alma y sin vida. Igual que muchos ministros e iglesias tienen aparentemente forma, cuerpo, culto y vida, pero están muertos, sin Espíritu y sin unción. Ellos necesitan lo mismo que los huesos judíos, que venga sobre ellos el Espíritu para que puedan vivir. El Espíritu Santo es lo que la Iglesia necesita. Él es el Consejero para llevarnos por el camino de la victoria. Él es Quien hará en nosotros la enorme diferencia, de un valle de huesos secos a un ejército grande en extremo. La Iglesia como nunca antes debe abrir su oído a la voz del Espíritu que le habla de muchas maneras y en muchos idiomas. La Iglesia deberá unirse, esto es imperativo, para el buen testimonio cristiano. Debe la Iglesia aprender a vivir bajo relaciones de Pacto. Sólo así será madurada y perfeccionada. Sólo así estará realmente cubierta, adquiriendo en verdad la forma de un cuerpo. Sólo cuando la Iglesia se ponga en pie ante la voz del Espíritu Santo será un ejército. Sólo cuando ese ejército anhele ser lleno de Él se convertirá en un gran ejército, un poderoso e invencible ejército de Cristo. Amén. “Y me dijo luego: Hijo de hombre, todos estos huesos son la casa de Israel.” verso 11 a. Iglesia de Cristo, ejército viviente, ponte en pie y grita conmigo: ¡Espíritu ven, sopla sobre nuestros muertos y vivirán¡ Amén. 6-VIENTOS DE AVIVAMIENTO Con todo y eso negativo, soplan vientos de avivamiento en el país. Las iglesias están creciendo, los ministros se están uniendo y se nos está motivando a la oración y a la evangelización. Son más cada día los que asumen la responsabilidad de la Obra. La Juventud como en ninguna otra época se está levantando vigorosa en Cristo. La alabanza y la adoración al Padre cada día es más libre, poderosa y efectiva. La T.V. cristiana y la Radio, llegan a más y más familias cada mes con La Palabra. Dios está preparando la Cosecha. La mies está madura, los campos están listos para siega. Aleluya. Como el criado de Elías vio a la distancia una nube del tamaño del puño de un hombre, anuncio de una enorme lluvia que pondría fin a la sequía; igualmente nosotros hoy vemos sobre el país la nube de Jehová viniendo y creciendocada día sobre la patria. Esto anuncia lluvia, aguacero, inundación. Todos seremos mojados por ella. Dios pondrá fin a la sequía espiritual de muchos y nos meterá en su río caudaloso del Espíritu. Si somos fieles, perseverantes y obedientes tendremos Avivamiento. Definitivamente los vientos que soplan sobre Costa Rica, son vientos de Avivamiento. Gloria al Señor.


08

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

LA EVANGELIZACION Y LA COSECHA “Y sobrevino temor a toda persona; y muchas maravillas y señales eran hechas por los apóstoles. Todos los que habían creído estaban juntos, y tenían en común todas las cosas; y vendían sus propiedades y sus bienes, y lo repartían a todos según la necesidad de cada uno. Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que habían de ser salvos.” Hechos 2 : 43 - 47 1-PREPARÁNDONOS PARA LA COSECHA Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía. “Tened también vosotros paciencia, y afirmad vuestros corazones; porque la venida del Señor se acerca.” Santiago 5: 7-8 Hay muchas cosas que podríamos hacer para estar preparados para la cosecha en su tiempo. No agotaré el tema, sólo mencionaré algunas cosas que el Espíritu Santo me señale para provocar en el lector un anhelo de tomar las medidas necesarias para estar listo en el “Día de la Siega”. Todos sabemos que en el campo de la agricultura, uno debe hacer las cosas ordenadamente para evitar la confusión en la siembra y con ella, la ruina de la cosecha. Si usted va a sembrar semilla, entonces, no puede proceder como si fuera a deshierbar. Si lo que va a hacer es cosechar, no debe usar los principios del cultivar. Esto sólo me enseña con naturalidad que en lo que respecta a la Siega o Cosecha, hay diferentes y diversos métodos para trabajar. Si la cosecha es de uvas, no podemos proceder como si fueran patatas; tendríamos grandes dificultades y la cosecha se podría perder. Estas son algunas cosas que debemos preparar para la Cosecha de almas: 1.Sanar a la Iglesia del cáncer de la desunión. En la unidad (armonía) es donde Dios envía su bendición y la vida eterna. Los ministros y denominaciones deben trabajar en proceso de fortalecer la unidad del Cuerpo de Cristo. 2.Sanar a la Iglesia de la “Esterilidad”. La esterilidad es una maldición, tanto en lo natural como en lo espiritual. Creo que una profunda sanidad interior y liberación vendrá al seno de las iglesias y a los ministros para desatar al Cuerpo de Cristo a la Evangelización y producir hijos espirituales. La Iglesia será productiva en dar hijos para el Reino. 3.Tejer nuevas y más grandes redes. El principio de “Redes y Consorcios” es de Dios. Jesús presentó el trabajo en Red (Equipo) como algo positivo en el alcance de las almas perdidas. La Iglesia debe tejer esas “Redes ministeriales” que a su vez enlazarán a muchas personas unidas a otras redes para formar un gran equipo para la cosecha. El trabajo en equipo será la norma del Tercer Milenio y la mejor manera de prepararnos para tomar de diferentes ciudades una pesca de almas gloriosa. 4.Renovar la “estructura de la Iglesia”. Jesús dijo: “el vino nuevo en odres nuevos se ha de echar”. Para el Vino Nuevo del Espíritu de la Iglesia del Señor, debe tener un Odre Nuevo para contenerlo. Sin temor a equivocarme, el Cuerpo de Cristo en muchos lugares de la tierra debe renovarse, su estructura, cualquiera que sea debe ser remozada. Si las grandes denominaciones quieren prevalecer en pie en los próximos años en medio de este mover fresco de Dios, deben estar dispuestos a permitir el cambio estructural. Deben abrirse a la restauración total de su sistema de operación. El cambio les salvará. 5.Establecer un agresivo Plan de Consolidación. Como he señalado en reiteradas ocasiones, el pecado mayor de la Iglesia en el Evangelismo, ha sido el descuido tan terrible que hizo de la cosecha de almas que Dios le dio, década tras década. La Gran Cosecha que viene requiere de sanar esto. Sólo estaremos listos si planeamos con seriedad, cómo cuidar el fruto.

6.Establecer un “sistema” de Discipulado y Preparación bíblica y ministerial. En la Gran Comisión, Jesús nos dejó una gran lección para el alcance de las naciones con el Evangelio. Esto es hacer discípulos, no sólo conversos al Cristianismo. El hacer discípulos que cambien naciones requiere de maestros discipuladores. La Iglesia debe tener como una prioridad, todo un plan de enseñanza que haga de cada cristiano un discípulo. La Iglesia debe tener un plan para hacer de cada discípulo un maestro discipulador. Cuando la Iglesia toma la responsabilidad de formar verdaderos ministros del Señor, la Cosecha estará garantizada. Mientras sigamos trabajando sólo unos pocos y no todo el liderazgo (todos los cristianos son líderes), la cosecha correrá el peligro de perderse. Pero si sembramos en el corazón de cada hijo de Dios el concepto bíblico de que cada uno es ministro de tiempo completo y le ayudamos a prepararse como tal, entonces, tomarán la responsabilidad de ganar a otros para Jesús, discipularlos y entrenarlos para discipular al mundo. 7.Establecer una plataforma de alabanza. La libertad genuina del Espíritu en la Iglesia viene siempre por la alabanza y la adoración. Un Iglesia libre y alegre, se moverá siempre hacia la cosecha. Evangelizarán y se sumarán al propósito de Dios. La alabanza será su arma de guerra. 8.Soltar el sonido de trompeta. La voz profética debe ser suelta de continuo. El confesar La Palabra, Los Planes y Diseños Divinos, sólo traerá el futura a nuestros días. La Iglesia debe profetizar la cosecha. La Iglesia debe tener una voz de fe, anunciando lo que Dios y sus profetas nos están anunciando. 9.Fortalecer La Visión Divina. El pueblo de Israel pereció por falta de visión. La visión es necesaria para la vida. Es la substancia de Dios, es Su Palabra de propósito viva, es fe, que trae convicción para ver lo que no se ve. La Visión de la Gran Comisión debe ser fortalecida en el pueblo, así la cumpliremos.

2-LAS LLAVES PARA LA COSECHA “Y a ti te daré las llaves del reino de los cielos; y todo lo que atares en la tierra será atado en los cielos; y todo lo que desatares en la tierra será desatado en los cielos.” Mateo 16:19 Es muy importante que nosotros tengamos claro algunos conceptos. Esto son “Cosecha y Avivamiento”.En los Evangelios Jesús habla de “Cosecha”, refiriéndose a la conquista de almas para el reino de Dios. En nuestro moderno lenguaje religioso hemos confundido la palabra “Avivamiento” con la palabra “Cosecha”, palabras que en realidad tienen significados diferentes. En nuestro ministerio hemos experimentado ambas cosas y definitivamente, no son lo mismo. El “Avivamiento” toma lugar cuando Dios baja

Apóstol Dr. Rony Chaves

y se mueve sobre el corazón de aquellos que están fríos, tibios e indiferentes en las cosas del Señor. Estas personas alguna vez tuvieron experiencias espirituales pero se alejaron de los caminos del Señor. Por la presencia del Santo Espíritu, la chispa que alguna vez encendió sus corazones, se enciende de nuevo, y lo que antes permanecía dormido o muerto, se anima otra vez. Es decir “se reaviva”. Lo que debemos considerar aquí es que ya existía algo, una llama tenue al fin, la cual era necesario avivar. El avivamiento brega definitivamente con la Iglesia para avivar o reavivar su fuego espiritual y lo prepara para la gran cosecha que tiene lugar entre los inconversos de las regiones que empiezan a ser tocadas por Dios. Lo que Dios está haciendo hoy va más allá de un Avivamiento o un Reavivamiento entre el pueblo cristiano. El se está manifestando en naciones y regiones donde nunca antes hubo una señal, movimiento o signo de vida espiritual alguno. La manifestación del Espíritu de Dios sobre lo que nosotros llamamos iglesias históricas como Los Metodistas, Luteranos, Episcopales, Presbiterianos, Católicos y algunos otros, por su dimensión de salvación, no es exactamente un Avivamiento, sino más bien se trata de una gran cosecha. Como una persona criada en el Evangelio desde que nací, y conocedor de que en esas iglesias tradicionales e históricas (por ser miembro 20 años de una de éstas) la gran mayoría de personas miembros no son cristianos renacidos en el Espíritu sé que lo que ocurre entre ellos no es Avivamiento, más bien, es Cosecha. Durante muchas cruzadas evangelísticas hemos observado a un porcentaje (80% o más) de personas muy alto, responder al llamado de Salvación en Cristo Jesús. La gran mayoría de ellos, no asisten a ninguna iglesia y ni siquiera han pasado por un servicio religioso alguna vez. En ellos no había nada que reavivar, sino algo que cosechar. En realidad, la Iglesia necesita “Avivamiento” y el “Avivamiento”, nos trae la Cosecha. Amén. Son muchos los ingredientes para la Cosecha, pero estos tres que mencionaré seguidamente y que aprendí años atrás de mi “padre ministerial” el Dr. Morris Cerullo, serán suficientes para dotarte de una fuerza positiva que derrotará a satanás y te haré cada vez más victorioso en Cristo Jesús. Si la revelación divina puede fluir en ti en esto, quedarás bien equipado para tu presente y tu futuro y para ser parte de los Cosechadores del Tiempo Final. Primera llave: fe en La Palabra de Dios Todo Avivamiento y Cosecha del Espíritu, debe proceder de fe genuina en Dios y en Su Palabra Escrita, la Biblia. En cada manifestación de Dios o mover del Espíritu, siempre los incrédulos, los ateos y los escépticos estarán presentes para tratar de ahogar la fe en La Palabra a través de sus argumentos o discusiones humanas y torpes. Por eso Habacuc 1:5 dice: “porque obra será hecha en vuestros días, que aún cuando se os contare no lo creeréis”. La duda, el escepticismo y la incredulidad serán armas que satanás querrá usar siempre para detener la cosecha. Cuando Dios trae un Avivamiento, trae hambre por Su Palabra, lo cual produce fe y esto prepara a Su Pueblo para tener cosecha. Una Iglesia que tenga como base de fe inconmovible la Biblia, la Palabra de Dios no será estorbada por la presencia de ateos, escépticos o los espíritus inmundos que pudieran poseerlos. La garantía de la Cosecha es que nuestra fe no esté basada en teorías, o doctrinas o teología e interpretaciones humanas sino en la Palabra de Dios. Personalmente creo que los pastores del Señor en toda la tierra deberíamos exhortar y estimular a nuestra grey a leer y a estudiar la Palabra de Dios con ahínco. Segunda llave: saber que la Obra es de Dios El problema con el hombre y las denominaciones es que nos atribuimos la paternidad y maternidad de todo lo que Dios hace y lo enmarcamos según nuestra manera religiosa de pensar. Lamentablemente esto ha originado grandes concilios evangélicos que han creído que sólo siendo parte de ellos puedes ser bendecido por Dios. A través del mismo profeta Habacuc, Dios

“…Hijo, tus pecados te son perdonados” Marcos 2:5

dijo:”porque obra será hecha en vuestros días”. Lo que ha estado sucediendo en los últimos años en el mundo es Obra de Dios. La Restauración, La Reforma y la Restitución en la Iglesia desde los días de la Iglesia Primitiva no es el resultado del trabajo de un hombre o una denominación. La Siega o Cosecha no depende del esfuerzo de ningún hombre (aunque Dios bendice nuestro trabajo para El) pero Sí de la Obra del Espíritu. Nosotros los servidores del Señor sólo somos el conducto por el cual fluye el poder de Dios. Esta es una buena clave de Cosecha; el saber que la Obra es de Dios, garantiza que nadie podrá impedir que El realice lo que ya anunció. Amén. Tercera llave: El tiempo “Kairos” de Dios Habacuc añadió: “Será en vuestros días”. La clave para la Cosecha es: Tiempo espiritual; tiempo de Dios. El Kairos de Dios es Su tiempo no el del hombre. El tiempo humano que se mide en minutos y segundos y en el cual el hombre puede programar sus pasos se llama en el griego: cronos. El tiempo profético de Dios, tiempo perfecto en el cual El hace su Obra se define en el lenguaje griego en el que se escribió el Nuevo Testamento, como: Kairos. Los planes de Dios se desarrollan sólo en Su tiempo. Jerusalén no conoció el Día de Su Visitación (Su Kairos) y crucificó al Mesías. Nosotros debemos pedirle al Señor Revelación de Sus tiempos proféticos. Amén. El problema de la Iglesia es que la mayoría de las veces en que Dios está listo para obrar; ella no está lista. La clave de la Cosecha es conocer el “momento oportuno”, esto implica conocer lo que el Espíritu Santo desea hacer, con quiénes y cuándo lo va a hacer. La unción específica en el trabajo de Dios se presenta en tiempos específicos de Dios. Las “unciones” de Dios trabajan en tiempos específicos y momentos oportunos en la historia. Si la Iglesia (usted y yo) deja pasar estos tiempos y oportunidades, nunca más se nos presentarán otra vez. Se irán para siempre. Entonces Dios lo intentará de nuevo; con otros hombres, en otro tiempo y en otro lugar. Las victorias de Moisés en el Mar Rojo y las de Josué al pasar el Jordán y vencer en Jericó, dependieron de la exactitud del tiempo divino. Amén. Sólo cuando nos movemos en el Kairos de Dios, dejaremos de ser hombres comunes para ser profetas que hagan descender el fuego del cielo a la tierra en el momento histórico exacto. Aleluya. Esta es la Hora de la Cosecha. Por lo tanto, debemos prepararnos para ser parte activa en la misma. No simples espectadores sino participantes. Un bote de vela se maneja o manipula colocándolo en posición correcta, pero si el viento no sopla, el bote no se moverá ni irá para ninguna parte. Hoy, el “Viento del Espíritu” está soplando ya. Este es el “Viento del Santo de Israel”. La Iglesia debe situarse en la posición correcta para que ese Viento Poderoso, la tome cual velero en alta mar y la mueva de acuerdo al mover de Dios en nuestro tiempo; Amén. ¡Y recuerda: Dios es un Dios de Tiempos y el Tiempo de la Cosecha ha llegado. Amén! 3-UNA GENERACIÓN APOSTÓLICA PREPARADA PARA LA COSECHA “Porque la tierra será llena del conocimiento de la gloria de Jehová, como las aguas cubren el mar.” Habacuc 2: 14 Como un evangelista que surge del mover evangelístico de América en los años 70, puedo con claridad afirmar que contamos con muy poco apoyo pastoral y denominacional para realizar nuestra tarea evangelizadora. Fue prácticamente con las uñas y con la ayuda de algunos pocos pastores visionarios que algunos jóvenes evangelistas latinoamericanos intentamos ganar nuestras naciones para Cristo. Fue una época la de los 70 de gran escasez y estrechez económica. Creo que Dios por eso, trazó un plan estratégico para los años 80; El tomó a la gran mayoría de


EDICIÓN 119 | esos evangelistas y los hizo también pastores de Iglesia. Al recorrer América, encontré que en la década de los 80, la mayoría de mis amigos evangelistas, estaban al frente de iglesias de diversas denominaciones. Esto hizo que, los recursos económicos y humanos que anhelaron tener en la década anterior y que les fueron negados en un alto porcentaje; quedaran en sus manos. Es por esta razón que esa fue una década de un gran poder de evangelización. Fueron los pastores evangelistas, los que promovidos por Dios hacia otro ministerio invirtieran recursos y esfuerzo para ganar a los perdidos en sus naciones. La generación pastoral que emergió de los años 60 y 70, debería haber sido madurada en los años 80 hacia el plano ministerial como profetas y apóstoles. El movimiento de Restauración del Espíritu, perseguía eso; pero pocos abrieron su corazón a tal cambio y promoción. La gran mayoría decidió permanecer fiel a su modelo de odre viejo y se quedaron anquilosadas y conformes en su estructura tradicional denominacional. Es por este motivo que la década de 1980 a 1990, fue crucial para América y el Tercer Mundo, pues es en este período que Dios levanta vigorosamente las Iglesias denominadas “Carismáticas o Independientes”. Estas nuevas congregaciones, como odres nuevos, son establecidas en su mayoría por los nuevos pastores-evangelistas para recibir y madurar el Vino Nuevo del Señor. Desde luego que, en este mover, también el Todopoderoso llama y establece hombres con un llamado eminentemente pastoral para edificar congregaciones de vanguardia que yo llamo Iglesias Punta de Lanza. Amén. Dios prosigue con Su Plan Restauradora finales de los años 80, promoviendo a muchos de esos pastores-evangelistas y pastores de vanguardia a dos ministerios que no habían sido reconocidos en el Cuerpo de Cristo por siglos: apóstoles y profetas. Aleluya. Gloria a Dios. Con mucho temor y temblor, la Iglesia de

Cristo, y con mucha timidez, mencionó el “oficio ministerial” de estos hombres pioneros entre el pueblo del Señor. Curiosamente, los pastores de los 60 y 70, que no quisieron ser transformados por el mover de Dios, fueron perdiendo su influencia en el Liderazgo Nacional en cada país, hasta ir cediendo esos lugares a las nuevas generaciones de pastoresprofetas o pastores-apóstoles que resultan de la Restauración del Espíritu Santo. Al lado de estos últimos, debemos señalar que, de manera muy interesante y soberana, el Señor levantó un número impresionante de mujeres en el Ministerio. Ellas, serían determinantes en lo que sucedería en nuestras naciones en los años venideros. Su alta sensibilidad al Espíritu y su gran habilidad de entender el corazón del Santo Espíritu de Dios, las movería a interceder violentamente por un “Cambio o Reforma” en la Iglesia. Los años 90 fueron el tonel donde el Vino Nuevo del Espíritu fue añejado en el Cuerpo de Jesucristo. Los nuevos apóstoles y profetas, empezaron a ser reconocidos internacionalmente y en sus propios países. El término “profeta”, tomado del Nuevo Testamento, cobró vida práctica en forma muy determinante. No fuimos pocos los que fuimos recibidos en Norte América, América Latina, Asia, África y Europa como profetas de Dios. Ese fue al menos mi caso y el de muchos de mis amigos (Lucas Márquez de Chile, Guido Raúl Avila de la Argentina, Rick Godwin de E.U.A., Steven Swisher de E.U.A. y muchos más). Iglesias y ministerios fueron consolidados de manera sorprendente en el contexto latinoamericano, dándole a esos pastores el aval como apóstoles de Jesucristo. Tal es el caso de hombres de fe tremendos, pastores-apóstoles que empezaron a bendecir sus ciudades (César Castellanos de Colombia, Robert Barriger en Perú, Jorge Luis Soto en Costa Rica, Misael Argeñal y Rolando Celaya en Honduras, Harold caballeros en Guatemala) son sólo algunos ejemplos de los tantos que Dios nos dio.

Los años 90 maduraron nuestros salmistas y nuestra adoración fue cada vez más espiritual. Hombres como Marcos Witt, Danilo Montero, Marco Barrientos y Jorge Lozano por citar algunos, enseñaron por doquier a la Iglesia como exaltar al Rey. Esto sólo prepara aún más el terreno para la consumación del Plan de Dios de Restauración. Esto abrió el corazón de la Iglesia a la Palabra de Revelación y le despertó el deseo de clamar por el levantamiento de sus apóstoles y profetas y con ellos, la llegada de la Nueva Reforma Apostólica. Esta Reforma Divina, devolverá a la Iglesia su gloria y esplendor del pasado. El poder y la pasión por Dios le será restituida. La Restitución profética tendrá lugar en nuestros días y sin duda estaremos listos para ver la manifestación de Dios junto a “la gloria primera”, la cual nos llevará a “la gloria postrera” que será mayor que la primera. Amén. Este Tercer Milenio, inevitable e indubitablemente estará marcado por “lo apostólico y lo profético”, es decir, por lo neotestamentario y bíblico. La Cosecha que vendrá no será sólo lo que puedan alcanzar los evangelistas valerosos como sucedió en los 70 y 80. Será una Cosecha Apostólica, alcanzada por la Iglesia en pleno pero dirigida por sus generales: apóstoles y profetas. Todos los recursos de la Iglesia, tanto en lo económico como en lo humano serán dirigidos para alcanzar a los perdidos. Cada día, los apóstoles y profetas de Dios se unirán más, será una verdadera unidad en el Espíritu. Ellos promoverán la unidad pastoral y ministerial cada día y con mayor fuerza que antes. En las naciones y ciudades principales las Alianzas Pastorales serán enriquecidas por la presencia de apóstoles y profetas que le ayudarán a renovar su visión, su unción y su llamado. Muchas Confraternidades Ministeriales serán restauradas, renovadas y transformadas a Redes Apostólicas, enlazando y edificando más a los ministros asociados. El profeta Ezequiel anuncia en su capítulo 47 que en los postreros días, las aguas del “Río de Dios” crecerán tanto que los “tendederos de redes” serán de una ciudad a otra y la pesca será extraordinaria.

Evangelicemos 09

Esto anuncia lo que vimos al final de los 90, la aparición de Redes Apostólicas dirigidas al menos por un Apóstol o un Equipo Apostólico (varios Apóstoles y Profetas). Esto es la “Nueva Estrategia del Espíritu”, Dios está enlazando centenares de ministros en Redes Apostólicas bajo la Sombra de Apóstoles genuinos quienes les brindan cobertura ministerial y pastoral. Aleluya. Apóstoles en toda la tierra se están uniendo en la “Coalición Apostólica Internacional” presidida por el Dr. Peter Wagner y que tiene en el Apóstol John Kelly a su Ejecutivo y Promotor Principal de la Visión Apostólica. Coaliciones regionales de menor tamaño están empezando a formarse (Red de Redes Apostólicas) para crear una mayor cercanía entre Apóstoles y sus Redes Ministeriales. Esto sólo provocará una mayor y efectiva comunicación ministerial. Agendas ministeriales y de intercesión serán tejidas en unidad para bien del Cuerpo de Cristo. Planes y estrategias de Guerra Territorial serán trazados en conjunto para liberación de ciudades, aleluya. Esto es lo que viene en el Tercer Milenio: Redes Apostólicas, Coaliciones de Apóstoles y una enorme Cosecha Apostólica. Amén. La gran pregunta de hoy es: ¿acabarán las denominaciones tradicionales? Yo respondo: “no necesariamente”. Este no es un mover denominacional o anti-denominacional. Es un mover soberano del Espíritu Santo. El se moverá donde quiera lo dejen moverse. El traerá Su Reforma donde los hombres le dejen entrar. Hoy lo vemos en todo lugar. Avivamiento está teniendo lugar entre los Metodistas, los Bautistas, las Asambleas de Dios, y aún entre los Católicos Romanos. Esta es Obra Divina, El es su Diseñador. Nadie la podrá detener ni regular. Es el cumplimiento de Su Profecía. Aleluya. Es la Cosecha de almas anunciada por El en el Apocalipsis. Es Su Cosecha. Los Apóstoles y Profetas, están siendo preparados para tomarla y consolidarla. El fruto no se perderá más, es la Cosecha de Cristo. Dios cumplirá Su Palabra: “Como las aguas cubren la mar, así la tierra será llena del conocimiento de Jehová” Habacuc 2: 14.


10

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

LA CONSERVACIÓN DEL FRUTO

Apóstol Dr. Rony Chaves

“Y la multitud de los que habían creído era de un corazón y un alma; y ninguno decía ser suyo propio nada de lo que poseía, sino que tenían todas las cosas en común. Y con gran poder los apóstoles daban testimonio de la resurrección del Señor Jesús, y abundante gracia era sobre todos ellos. Así que no había entre ellos ningún necesitado; porque todos los que poseían heredades o casas, las vendían, y traían el precio de lo vendido, y lo ponían a los pies de los apóstoles; y se repartía a cada uno según su necesidad.” Hechos 4:32-35 Cuando el ser humano en humildad, rinde su voluntad al Señor, algo extraordinario le sucede en su interior. ¡Aleluya! Cuando el hombre rinde su alma, emociones, anhelos y sus sueños a Dios a través de Jesucristo, su Hijo, algo sorprendente y glorioso le sucede internamente. Aleluya. Cuando nuestra voluntad, alma y vida son cedidas al Señor humildemente, reconociendo que Jesucristo es nuestro Señor y Salvador, un cambio drástico y maravilloso le sucede a nuestro espíritu que estaba separado de Dios por el pecado. El espíritu humano, que estaba muerto por vivir lejos de Dios, recibe vida. El espíritu humano, es regenerado y vuelve a vivir por el poder de Dios. Nuestro espíritu es despertado, resucitado a una nueva vida; es la vida en Cristo Jesús. Aleluya. Nuestro hombre interior, empieza a percibir cosas nuevas. Es como nacer otra vez y necesitamos comprender qué debemos hacer para este nuevo caminar, ahora, cerca de Dios; restaurados a la comunión con El, por medio de Jesucristo. Esta es una nueva Vida la que se inicia en Cristo jesús: La Escritura afirma que al estar en El todas las cosas viejas pasaron; todas son hechas nuevas. El nuevo creyente debe ser introducido a un nuevo mundo de cosas; a un nuevo lenguaje y nuevos hábitos. El inicia el Camino del Discipulado Cristiano; lo que descubrirá en el camino será maravilloso. La Nueva vida en Cristo le dará sentido real de existencia, le abrirá las páginas de la Biblia con una nueva revelación divina y lo pondrá en las manos del Espíritu Santo para moldear su carácter. Esta Nueva Vida en Cristo será simple y sencillamente, maravillosa. Amén 1-CONSERVACION DEL FRUTO “Por tanto, hermanos, tened paciencia hasta la venida del Señor. Mirad cómo el labrador espera el precioso fruto de la tierra, aguardando con paciencia hasta que reciba la lluvia temprana y la tardía”. Santiago 5:7 Así como el buen cuido de un recién nacido es importante para su supervivencia y desarrollo saludable, en el plano espiritual, ocurre un fenómeno similar. El buen trato y cuidado que se tenga con los recién convertidos provocará que ellos permanezcan en los Caminos del Señor, crezcan firmes, se desarrollen y maduren, dando fruto abundante para el Reino de Dios y dándole a El gloria y honra. El cuidado del recién convertido y su importancia es el tema que estaremos desarrollando en esta enseñanza. El fracaso de las campañas evangelísticas se da básicamente cuando no hay un programa a nivel de congregaciones para la conservación del nuevo convertido. El que ha nacido de nuevo en el Espíritu es realmente un “recién nacido”, sin protección propia alguna e incapaz de valerse por él solo para pelear espiritualmente en esta nueva etapa de su vida, no importando la edad que físicamente posea. Si él fracasa, se pierde o vuelve atrás en sus primeros días, es probablemente porque no tuvo un “buen padre” o una “buena madre” que le cuidara (un pastor e iglesia). El que no haya en la Iglesia un programa mínimo de conservación del fruto espiritual, evidencia ignorancia en este campo o desinterés por conservar a los recién convertidos en el Reino de Dios. De ahí que podemos concluir que el éxito o fracaso de una actividad evangelística, depende del grado de interés que muestren Evangelista, cuerpo pastoral y congregaciones involucradas en la misma, por aquellos que entregan su vida a Jesucristo. Amén. Algunos pasajes bíblicos nos ayudarán a comprender más ampliamente este fenómeno tan trascendental para el crecimiento de la obra. I.Éxodo 1 En este pasaje faraón intenta destruir a todos los recién nacidos (varones) en Israel, a través de las parteras, incluyendo a Moisés. Hay algunas figuras interesantes ahí: Egipto simboliza al mundo y su sistema, faraón al

niño son muy importantes, puede allí morir, afectarse físicamente para siempre, o bien vivir como es lo deseado. De igual manera las primeras horas en el cristiano nuevo son trascendentales. Se expone a un nuevo ambiente, algo diferente igual que el niño, pero también siente la necesidad muchas veces de su antiguo ambiente, amigos, etc. de lo cual debe protegerse. En el plano natural, los médicos cortan el cordón umbilical que une al niño con su ambiente materno dejándolo libre y en una nueva situación ambiental, ahora vivirá en otro ambiente al cual debe adaptarse pronto si quiere vivir.

diablo, Israel a la Iglesia, las parteras a quienes tienen la responsabilidad de cuidar los alumbramientos y a los recién nacidos. Los judíos que nacen, representan a los hijos de Dios cuando nacen espiritualmente y van creciendo. Cuando Israel comenzó a crecer y a multiplicarse, el faraón de turno miró esto como un problema y peligro para su imperio determinando aniquilar a los niños al nacer en Israel. Igualmente satanás ve como un peligro para su infernal imperio el nacimiento de muchos cristianos y ha determinado aniquilarlos en las primeras horas de nacidos. La Iglesia debe saber esto. Las malas parteras al asecho que esperaban los partos para matar a los niños recién nacidos, nos hablan de las intenciones satánicas para destruir al pueblo de Dios en el mismo instante del nacimiento. Satanás detesta lo que nace del Espíritu y especialmente a los hijos de Dios, él atacará a los más pequeños para destruirlos y tratará de hacerlo cuando éstos no tienen oportunidad, cuando al inicio de su camino cristiano están más indefensos y no pueden subsistir por sí mismos. Por ello es necesario que la Iglesia tenga un programa para guardar a estas “criaturas” de los ataques de nuestro adversario. II.Mateo 2:13 Este pasaje narra la persecución desatada por Herodes matando niños en Israel con el propósito de aniquilar a Jesús el niño. Herodes el gobernante es figura de los que perseguían al pueblo de Dios por inspiración satánica. Además, es símbolo claro del mismo diablo que domina el mundo conocido y que trama un plan para matar recién nacidos, porque se da cuenta que entre ellos hay “quienes” le pueden quitar su posición y dominio y así quitarle su reino maligno y su “autoridad”. Satán atacará en el creyente a Cristo y querrá impedir que Cristo sea formado a plenitud en ti y en mí y atacará para lograrlo, especialmente al recién convertido que aún es débil y frágil. III.Apocalipsis 12 El pasaje en mención, independientemente de los aspectos relacionados con los tiempos y las señales, nos enseña la actividad que el diablo siempre ha desarrollado contra la Iglesia, sus miembros y todo lo que es nacido del Espíritu Santo (visión, ministerios, dones, etc.). En el tema mencionado podríamos apuntar que ese dragón o serpiente antigua aludido en el texto, está al acecho de los alumbramientos en la Iglesia del Señor para tratar de destruir los “recién nacidos” en los instantes del parto. Esto, evangelistas y pastores, no lo debemos olvidar: “La Iglesia y sus ministros somos responsables de las almas que el señor nos da como fruto de sembrar la Palabra de salvación”. Amén. IV.Estudiemos algo en el plano o mundo natural del ser humano que nos ayudará a entender más fácilmente lo que ocurre paralelamente en el plano o mundo espiritual: 1.¿Qué simboliza la mujer en la biblia? Dentro de muchas cosas, representa a la Iglesia como Cuerpo de Cristo, una religión, la Novia o Esposa del Cordero. En el Antiguo Testamento simboliza a Israel y en el Nuevo Testamento a las Congregaciones Cristianas, la Iglesia (pueblo de Dios) y hasta a la Gran Ramera (Iglesia Apóstata). Esto implica que las verdades naturales se aplican a verdades espirituales y viceversa. La mujer natural, es una figura precisa de una congregación, de un ministro o de un creyente

espiritual en todo el proceso de concepción de la vida, embarazo y su desarrollo o madurez, alumbramiento, cuido y alimentación del recién nacido y desarrollo del niño. a.¿Qué hace una mujer cuando sabe que ha sido engendrado en su vientre un nuevo ser? Al enterarse que su vientre ha concebido la vida, la mujer normal se comienza a preparar en todos los niveles. Se prepara en lo físico: comerá diferente, cuidará su cuerpo de ejercicios bruscos y contaminaciones, se fortalecerá y alimentará con más especificidad, reposará más y mejor, etc. En el terreno emocional, tomará las previsiones del caso, comprará ropa, calzado diferente, etc., y se predispondrá al ensanchamiento paulatino de su vientre, será madre. Con respecto a la casa y a la espera del niño, todos se prepararán, buscarán un nombre para él, comprarán pañales, ropa, cuna, biberones, etc. Pintarán el cuarto y lo adornarán y el ambiente se dispondrá para recibir al nuevo miembro de la familia. Ese es el fin que persiguen. Lo anterior es una fiel lección para aprender en cada Iglesia. Al celebrarse una actividad evangelística local o regional, las congregaciones igualmente deben hacer algo similar con los recién convertidos: cuidarles, amarles, protegerles, guiarles y tenerles paciencia. Amén. b.La vida y formación de la mujer en Israel en la antigüedad nos enseña detalles interesantes sobre este particular, veamos: A ella se le preparaba básicamente en dos campos: primero, para tener muchos hijos y para criarlos bien y segundo, en atender a su marido. Parte de esta preparación para tener y criar hijos venía de las promesas que había en la Biblia con respecto a esto. Era una bendición para ella, además podría toda mujer judía al traer al mundo su primer hijo, tener la gratísima sorpresa de ser la madre del Mesías prometido, tal y como ocurrió a María. Igualmente llevando esta verdad al plano espiritual, la Iglesia del Señor debe prepararse muy cuidadosamente para traer “hijos espirituales” al mundo para cuidarlos bien y educarlos en todo lo concerniente a las leyes de Dios. La congregación que en una cruzada evangelística se haya preparado mejor para conservar con “vida” a los recién convertidos será la que conserve mucho más fruto y la que al final crecerá más y obtendrá más bendición del señor, Amén. c.En Gálatas 4:19, Pablo expresa que: “vuelvo a sufrir dolores como de parto hasta que Cristo sea formado en vosotros”. Ellos habían comenzado en el Espíritu y habían caído en el gobierno de la carne (tuvieron un proceso regresivo). El estuvo una vez como una mujer en el parto, tuvo dolores, gimió, intercedió y hubo nacimientos espirituales en Galacia. Al volverse muchos atrás, hacia lo carnal, el Apóstol vuelve a interceder y a estar como de parto hasta que otra vez la naturaleza divina tome control de esas vidas y puedan permitir que Jesucristo sea reflejado a través de ellos. Aquí se evidencia un principio importante en la preservación del fruto, no sólo se debe orar, interceder, ayunar y gemir en agonía para ver en la Iglesia o en la campaña personas aceptando a Cristo y naciendo de nuevo, si no que, esa intercesión agónica y ese ayuno, deben preservar y continuar para sostener aquellas nuevas criaturas en la fe hasta su plena madurez. d.En juan 16:2 se afirma que la mujer al dar a luz tiene dolores, pero que al nacer el niño, el gozo que siente, le hace olvidar las dificultades del embarazo y el parto. El significado de las primeras “48 horas” en la vida del recién nacido (o recién convertido). En la vida natural las primeras horas de vida del

“…Levántate, toma tu lecho y vete a tu casa” Marcos 2:11

2-PATERNIDAD RESPONSABLE EN LA EVANGELIZACIÓN “Hijitos míos, por quienes vuelvo a sufrir dolores de parto, hasta que Cristo sea formado en vosotros”. Gálatas 4:19 Evangelizar es una tarea sublime, llevar almas a los pies de Cristo es maravilloso, una labor que nos lleva a un éxtasis de alegría. Conducir un alma pecadora a su Salvador amado es la gran realización del evangelizador, pero ésta es sólo la mitad del trabajo. Nuestro problema en la Iglesia es que la mayoría de creyentes piensa que la totalidad de la tarea es esa, cuando en realidad falta la consolidación, seguimiento y cuidado del recién convertido. Esto es esencial para lograr mantener el fruto de la cosecha. Recién nacidos: nuevos cristianos El Señor Jesús en Juan capítulo 3 establece que es necesario que el hombre nazca de nuevo, esto es, en el espíritu, bajo un proceso de regeneración del Espíritu Santo denominado el Nuevo Nacimiento. Cada vez que un ser humano recibe a Jesucristo en su corazón, nace a una nueva vida, sus pecados son perdonados y su espíritu es vivificado y renacido en Dios. En su entrega, recibe vida espiritual a través del perdón y la vida de Cristo. Este proceso es comparable al proceso natural de la procreación, en el cual un hombre engendra un hijo en el vientre de una mujer, con el acto sexual y la fecundación, surge una criatura que nueve meses después será dada a luz por su madre y nacerá en el mundo natural. Hay padres responsables que tendrán sus hijos en matrimonio, les darán protección, seguridad, alimento y un nombre. Esto es básicamente paternidad responsable. Lamentablemente hay padres que sólo engendran hijos y los abandonan sin su amor, sin su seguridad, sin su protección y sin su nombre, literalmente los abandonan a su suerte. Estos padres son irresponsables y ejercen su derecho a ser padres, irresponsablemente. Algo similar hemos hecho por años en la Iglesia, evangelizamos, ganamos almas para Cristo y sin más ni más nos despreocupamos de ellos en la mayoría de los casos y los abandonamos a su propia suerte. Nuestra paternidad espiritual es en verdad, muy irresponsable. La Iglesia debe corregir este gran error de inmediato. Nuestros evangelistas y evangelizadores deben convertirse en padres responsables, cada uno de nosotros que gane un pecador para Cristo debe saber que su tarea no terminó allí, más bien en ese momento es donde empieza la labor de discipulado con ese recién convertido. Estadísticas serias del mundialmente conocido Ministerio del Dr. Billy Graham señalan que de sus cruzadas de salvación al cabo de unos meses sólo logran perseverar el 12 ó 15% de los convertidos. Y esto, a pesar de su esfuerzo por enseñar a las iglesias a conservar el fruto o consolidar a los nuevos creyentes. Las estadísticas son penosas, muy vergonzosas para la Iglesia, esto debe ser revertido, no sólo el 85 o 90% debe ser conservado en la Casa de Dios, sino todo el 100%. Amén. Debemos hoy concientizar a los ganadores de almas, a los pastores y a sus congregaciones, de la importancia vital de conservar el fruto espiritual de la Cosecha de almas; de la tarea de consolidación de resultados. Aleluya. He aquí lo más importante y necesario que debemos considerar para lograr este cometido con éxito: 1-El Llamado al pecador No basta con sembrar la semilla, es necesario provocar al pecador a reaccionar ante la Palabra de Dios. Aquel que escucha el mensaje del Evangelio debe ser motivado a tomar una decisión por Cristo. De ahí que, es necesario estar muy conscientes de hacer siempre una invitación prudente pero desafiante para recibir a Jesucristo como Señor y Salvador de nuestras vidas. Aleluya. Evangelizar y llamar al pecador al arrepentimiento quedaría sin fruto si no hacemos el llamado al pecador


EDICIÓN 119 | a recibir a Jesús. Esto sería como tirar la carnada con el anzuelo en el lago y cuando el pez lo tiene en su boca, jalarlo con fuerza, es completar la tarea, evangelizar y llamar al perdido son partes de un todo; van de la mano. 2-La entrega a jesucristo como señor y salvador Debemos con convicción, motivar al pecador a entregarle a Jesús su vida. No debemos tener timidez en esto, la entrega a Jesús es la culminación del trabajo evangelizador. Con todo el corazón debemos orar para que los pecadores entreguen a Cristo sus almas. Este paso es trascendental para su futuro desarrollo espiritual. En el caso que nos compete, ya sea en las reuniones de los Grupos CRE.C.E.D. o en los servicios regulares de la Iglesia o en los cultos evangelísticos, el llamado y la entrega a Cristo de las almas deben ser promovidos con fuerza, no debe darse ninguna reunión sin que almas sean llevadas y entregadas a los pies de Cristo. Las Iglesias en Plan de Crecimiento y Consolidación, dependemos de que almas nuevas sean rendidas a Jesús. Nuestra gente, cada cristiano dentro de la visión celular, debe concientizarse de que no basta sólo con evangelizar a los perdidos, nuestra tarea realmente se completa cuando ellos le entregan la vida a Jesús. La entrega debe ser parte de nuestra meta. 3-Verificar la entrega Esta tarea es la menos realizada o practicada dentro del Cuerpo de Cristo; aunque es quizás, la más importante. Tanto en lo individual como en lo colectivo, la Iglesia casi no ha sido enseñada a poner interés en verificar la entrega de las almas a Cristo. Es necesario que el pecador arrepentido, tenga clara conciencia del paso que ha dado al cederle su corazón al Señor, él debe tener muy claro lo que ha significado entregarle su alma a Cristo. Es nuestro deber como líderes comprometidos con el trabajo de consolidación de los nuevos creyentes, el verificar, que el recién nacido, ha recibido las explicaciones básicas sobre su decisión o la consejería inicial y fundamental que lo guíe en su nuevo caminar en Cristo Jesús. Amén. Verificar la entrega consiste en varias cosas: a-Desde luego, comprobar que la entrega a Jesús ha sido voluntaria y bajo un pleno entendimiento de lo que anuncia y promete la Biblia. b-Que el nuevo convertido, experimente un genuino y verdadero arrepentimiento de sus pecados. c-Darle a conocer su posición en Cristo desde su decisión en adelante, instruyéndole sobre sus necesidades básicas y fundamentales como nueva criatura en Cristo: congregarse, aprender a orar, alabar y adorar al Señor, leer y estudiar su Biblia, etc. d-Debemos compartir con el recién convertido lo esencial sobre la visión celular de la Iglesia y su programación regular de reuniones. e-Infundir ánimo en el nuevo convertido, estimularlo a seguir adelante en el Camino y además, felicitarlo por su dicisión y bendecirlo como nuevo miembro de la familia cristiana. Aleluya. f-El recién nacido debe recibir todo el cariño posible en este momento y la bienvenida a su iglesia local. g-Es importante recordar que en este punto, es necesario verificar los datos personales del nuevo hermano en la fe, los cuales deben haber sido obtenidos por el equipo de consolidadores en el momento mismo en que el evangelizador presentó el Evangelio e hizo el llamado para la entrega del corazón a Cristo. •Es sumamente relevante conocer que toda Iglesia debe estar organizada para anotar los datos personales de los recién convertidos. Este trabajo lo realizarán por turnos (o según sea programado) los consolidadores que normalmente son los mismos componentes de algunas células designadas. •El Equipo de Consolidación debe tener boletas preparadas para tal fin (El Grupo de Diáconos o Ujieres de la Iglesia debe tener listas estas boletas para asistir a los consolidadores). •En las iglesias con visión celular es imprescindible que en cada reunión se ministre evangelísticamente unos minutos a los asistentes y se haga un llamado al pecador. •Sus datos personales deben ser tomados sin excepción. Este es el material humano y santo que el Señor nos pone en las manos para incorporarlos al desarrollo de la Iglesia y al crecimiento celular. •El Evangelista o evangelizador siempre dará unos consejos prácticos a los que atienden el llamado del Señor y les motivará para dar sus datos personales a los consolidadores. •Casi de inmediato y en forma ordenada quienes han hecho su decisión por Cristo deben ser llevados a un lugar reservado y preparado para atenderlos allí, un líder designado, tomará un tiempo más amplio y les explicará a ellos todo lo concerniente a su conversión. •Allí, luego se llenarán con cuidado las tarjetas de datos personales o se verificarán los datos ya obtenidos si se hubiesen tomado ya junto al altar. •Para sellar maravillosamente esta etapa, se le puede obsequiar al nuevo cristiano una Biblia, o un Nuevo Testamento, una porción bíblica o un libro de fundamentos para su nueva vida. En nuestra

congregación les obsequiamos con gozo el libro “Nací otra vez” escrito por mí para ellos. h-Algunas iglesias hemos implementado diversas maneras de tomar los datos personales aún de los nuevos visitantes a nuestras reuniones. Puede ser que algunos sean ya creyentes pero luego podremos llamarlos e invitarles a nuestras actividades. En el Centro Mundial de Adoración tratamos de reconocer a los que nos visitan siempre, para ello tomamos un momento en cada reunión para entregarles un lapicero con nuestro logotipo y teléfonos, un folleto de información de la Iglesia y una hoja que ellos llenan con sus datos y que luego nos la entregan, con esta hoja en mano, los saludamos personal y públicamente ante la congregación, esto ayuda para que luego decidan congregarse con nosotros. Algunos de ellos posteriormente le entregarán su vida a Cristo después de oír la predicación. Aleluya. Cuando hemos completado esta labor inicial con el nuevo convertido hemos iniciado entonces el trabajo de “Consolidación”. 3-“CONSOLIDACIÓN” “Y sobrevino temor a toda persona; y muchas maravillas y señales eran hechas por los apóstoles. Todos los que habían creído estaban juntos, y tenían en común todas las cosas; y vendían sus propiedades y sus bienes, y lo repartían a todos según la necesidad de cada uno. Y perseverando unánimes cada día en el templo, y partiendo el pan en las casas, comían juntos con alegría y sencillez de corazón, alabando a Dios, y teniendo favor con todo el pueblo. Y el Señor añadía cada día a la iglesia los que hablan de ser salvos”. Hechos 2:43-47 La tarea que consiste en tomar a un recién convertido y afirmarlo en el Camino del Señor, en la iglesia local y en una célula de crecimiento para que él pueda desarrollar todo su potencial en Cristo y llegue a ser un discípulo verdadero del Señor es lo que llamamos Consolidación. El tomar los datos personales del nuevo cristiano es sólo el “principio del principio de la consolidación del fruto”. Amén. “Consolidación”: La Opción Divina para el Crecimiento. Si pudiéramos dividir todo el proceso de Llamado, Crecimiento y Desarrollo de un discípulo cristiano en varias partes, esto nos ayudaría para ayudarle a él a ser establecido, edificado y formado. Además, esto nos ayudaría para conocer mejor el camino que le espera y la forma de implementar mejor cada porción de su recorrido de formación cristiana. En nuestra casa, en el Centro Mundial de Adoración, lo hemos hecho de esta manera:

1-Evangelización Esta primera etapa consiste en: 1-Evangelismo. Aquí la Iglesia busca a los perdidos y les da a conocer el Evangelio en todas las formas posibles (personalmente, por radio, por T.V. etc.) 2-El llamado a Salvación. Ineludiblemente la predicación o enseñanza del Evangelio va junto a un llamado al pecador. Provocar la rendición a Cristo Jesús es parte del verdadero Evangelismo. 3-Entrega. Esta es la meta, lograr que el pecador le dé su vida a Jesús. Debemos esforzarnos por explicarle al recién convertido lo mejor que podamos el paso que ha dado hacia Dios. Debemos tomar sus datos personales. 4-Verificar la entrega. Es importante como ya lo señalamos que, se le informe lo más ampliamente posible al nuevo convertido sobre los beneficios de su entrega a Cristo y las demandas de la Palabra para él. Sus datos deben ser corroborados. 5-Ministración personal. Una buena oración por su salud, su familia y sus necesidades ayudará grandemente al nuevo hermano. “La Consolidación en sí” En realidad esta labor se inicia paralelamente al llamado al altar de los pecadores. El Equipo de Consolidación designado debe estar listo, material en mano (boletas de datos, Nuevos Testamentos, etc.) para asistir a los recién nacidos a la hora del “parto espiritual de la Iglesia”. Aleluya. Esto es parte de la Consolidación o Conservación de Resultados: 1-La toma de los datos personales del nuevo convertido. Esto debe hacerse de la mejor manera y completamente. La letra debe ser totalmente legible y la fórmula debe ser llena totalmente. Esto será indispensable para el futuro del nuevo creyente. Bajo ningún punto de vista, debe dársele al recién convertido la boleta o fórmula para ser llenada directamente por él.

2-Verificar la entrega. Una vez hecho el llamado y la oración para entregar la vida a Cristo y posiblemente después de haber tomado los datos iniciales, los recién convertidos deben ser llevados a un salón aparte: a-Este salón debe prepararse previamente y bien. Será la segunda impresión que se lleven en su corazón de la Iglesia (la primera es el Templo). b-Debe tenerse listo el material para regalarle al convertido para su edificación. c-Deben tenerse suficientes boletas de datos y lapiceros para anotarlos. d- Una bandera grande, un estandarte o algún pañuelo especial debe usarse por uno de los líderes para dirigir a todo el grupo de convertidos al salón. Obviamente, este líder debe levantar esta bandera e ir adelante, guiando al grupo. e-Uno de los líderes del Equipo de Consolidación debe estar preparado para dar una explicación más amplia (10-20 minutos) sobre la nueva vida en Cristo (arrepentimiento, entrega, nuevo nacimiento, vida cristiana, etc.). Aquí se le explica con más detalle a los nuevos cristianos lo que acaba de suceder en sus vidas y lo que deben hacer para el bien de su vida espiritual futura. Amén. f-Recordemos que si la conversión ocurre en una reunión de la Iglesia, el evangelista o predicador le hará una corta motivación al recién convertido antes de pasarle al salón para el inicio del proceso de Consolidación. g-Podemos cerrar esta etapa con una oración especial de amor por los recién convertidos y sus necesidades. Amén. Como mencionamos en el capítulo anterior; éste es sólo el comienzo del inicio de la consolidación. Por lo mismo, debe hacerse muy bien; es imprescindible. 3-La fonovisita o llamada telefónica a tiempo Hemos descubierto que cuando al nuevo convertido se le contacta de nuevo muy pronto, él termina integrándose rápidamente en la Iglesia local. Si dejamos pasar el tiempo antes de llamarlo, esto hará más difícil su integración. Estas son algunas características de la Fonovisita: a-Debe realizarse por el “Consolidador” en un plazo no mayor de 72 horas (3 días). En nuestro caso particular, motivamos a que esa llamada se realice en 48 horas, quienes lo hacen así, ven mejores resultados, el mejor tiempo es 24 horas. b-La Fonovisita tiene el propósito de animar y edificar por la vía telefónica al recién convertido, por esta vía se le da consejo práctico, se le disipan dudas y se le invita a asistir a las actividades de la Iglesia diseñadas para él (cultos regulares, reuniones de su Red y clases para los recién entregados al Señor llamados Renuevos), o a la Reunión de Orientación que tenemos para ellos cada domingo. Pero la meta esencial de la Fonovisita es establecer una cita o entrevista personal con el nuevo cristiano, esta puede darse en su casa, en su oficina, trabajo o lugar de estudios, etc. Es de vital importancia lograr esta meta. El consolidador debe esforzarse al máximo por lograrla, si hubiese resistencia, recomendamos insistir y perseverar aún con una o más nuevas llamadas telefónicas (fonovisitas). Si el nuevo convertido ya está asistiendo a la iglesia, mejor, pero, siempre será bueno citarlo para dialogar con él al final de una de las reuniones. 4-La Entrevista (o visita) Este encuentro personal entre el consolidador y el nuevo cristiano es determinante para su fortalecimiento. Es necesario mencionar que es importante velar porque se guarden las normas éticas con respecto a tratar con personas del sexo opuesto, a veces es mejor que personas del mismo sexo se encarguen de la entrevista, o que dos personas lo hagan para así tener una mayor protección de las circunstancias. En la entrevista desde luego se harán varias cosas: a-Evaluación de la situación actual del recién convertido. b-Explicación amplia de su paso de fe al entregar su vida a Jesús. c-Explicación acerca del arrepentimiento y de la necesidad de apartarse del mundo. d-Brindar consejos apropiados sobre su nueva vida y prácticas (orar, congregarse, leer la Biblia, etc.) e-Explicar con amplitud la visión Celular y Global de la Iglesia. f-Motivar la incorporación inmediata a las reuniones de la Red apropiada y a las reuniones y programas generales de la Iglesia. g-Enterarse un poco sobre la persona, su familia y sus necesidades. h-Es bueno tener ya preparado en el corazón algunos temas para infundir ánimo y edificación. i-Orar por el nuevo hermano, su salud, su futuro, su familia y sus peticiones. j-Invitarle a ser parte de una célula específica. k- Invitarle a un culto específico.

“…No he venido a llamar a justos, sino a pecadores” Marcos 2:17

Evangelicemos 11

l-Brindar amistad y confianza m-Recomendarle el incorporarse de inmediato al curso de Renuevos (varias enseñanzas impartidas para nuevos creyentes que se dan periódicamente en la Iglesia local), o de asistir a la Reunión de Orientación diseñada para él. Es necesario mencionar que cada grupo de células que se turna para hacer el trabajo de Consolidación, recibe un curso de cómo hacerlo un mes antes de su turno. 5-Renuevos Por más de 15 años hemos impartido un curso de varias lecciones de doctrina fundamental y vida práctica en nuestra congregación. Lo hemos hecho con nuevos creyentes y candidatos a ser miembros de nuestra Iglesia con muy buenos resultados. Este curso contempla temas como: 1-La Biblia 2-El Espíritu Santo y los dones. 3-Arrepentimiento y justificación. 4- La Obra Redentora de Cristo. 5-Diezmos y ofrendas. 6-La doctrina del tiempo del fin. 7-La oración, la alabanza y la adoración. 8- La Santa Cena y los bautismos, etc. En la actualidad, no hemos creído conveniente suprimir el curso, por el contrario, lo hemos fortalecido invitando a los recién convertidos a recibirlo en las siguientes 8 a 12 semanas, el fruto que hemos visto es maravilloso. Amén. 6-Bautismo en agua Una de las primeras cosas que hacemos es animar y motivar bíblicamente al nuevo cristiano a bautizarse rápidamente en las aguas. Este es un paso que consideramos necesario e imprescindible. El fruto en aquellos que se bautizan primero es notorio con respecto a los que lo hacen tiempo después. Una de las metas de la Consolidación es llevar a las aguas bautismales al recién convertido de inmediato, esto afirmará su decisión por Cristo y le ayudará a romper nexos religiosos y con el mundo, rápidamente. A todo el proceso de Evangelización mencionado más el Proceso de Consolidación le llamaremos Pre-Encuentro, ésta es la etapa previa al Retiro de Sanidad Interior y Liberación que conoceremos como “El Encuentro”. 7-La Reunión de Orientación Desde hace dos años hemos establecido una reunión especial de Bienvenida y Orientación para los nuevos creyentes. Esta se realiza cada domingo a las 2:30 de la tarde, en la misma se le explica ampliamente la Visión Apostólica de la Iglesia, se le adhiere a una célula, se le regala una Biblia, un folleto informativo de la visión de Centro Mundial de Adoración, un manual del nuevo lenguaje del cristiano y se le enseñan fundamentos bíblicos prioritarios, además se ora por cada uno y se les ofrece un refrigerio, en nuestro caso nos da tremendos resultados. Al final de la reuniones ellos pasan al Templo y en la reunión general se le presentan a toda la Iglesia, la cual les da la bienvenida. 4-LA NECESIDAD DE SER ALIMENTADOS “Desead, como niños recién nacidos, la leche espiritual no adulterada, para que crezcáis para salvación” 1 Pedro 2:2 Cuando uno le da la vida a Cristo, nace de nuevo por el Espíritu. Este nos hace como “bebés espirituales”. En realidad, somos personas en desarrollo (jóvenes, niños, adultos), pero espiritualmente somos recién nacidos. El nuevo convertido es un niño recién nacido. El requiere cuidado, como el bebé requiere de la atención de sus padres y de la leche materna. No puede valerse por sí solo, sólo tiene minutos u horas de haber nacido; necesita cuidado y alimento, mucho alimento. El recién convertido, inicia una nueva vida, una nueva etapa de su camino espiritual. Como un niño en Cristo, va a requerir de sus padres, de “leche materna”, cuidado y buen alimento espiritual. Amén. 1.El cuidado de sus padres Como un recién nacido, el nuevo creyente necesita la atención de las personas más maduras de una congregación cristiana, estos vienen a ser sus “pastores o líderes”. Por ello es que una comunidad cristiana seria y responsable, hace su mayor esfuerzo para ayudar al nuevo convertido en su nueva etapa espiritual. Esto es Paternidad Responsable. De ahí que, es necesario tomar los datos personales de las personas que toman la decisión de seguir a Cristo; para orar por sus necesidades, animarles, visitarles y proveerles de los primeros cuidados a través de las Sagradas Escrituras y los consejos oportunos ante las nuevas experiencias que vendrán. Muchas personas se sienten temerosas pues al instante de recibir a Jesús en su corazón, le llenan una boleta con sus datos personales. Piensan que les comprometerán en algo incorrecto o se inmiscuirán en su vida indebidamente. Esto es sólo un pensamiento


12

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

equivocado; en verdad el único deseo es cuidarles responsablemente en su nuevo Camino. Amén. “Entre tanto que el heredero es niño, en nada difiere del esclavo, aunque es señor de todo, sino que está bajo tutores y curadores hasta el tiempo señalado por el padre”. Gálatas 4:1 2.La leche materna Así como el bebé necesita la leche materna de inmediato a su nacimiento y tomar de ésta, en las primeras semanas, el recién convertido requiere de aprender los “Fundamentos Bíblicos” iniciales que le den la fuerza y convicción en su desarrollo espiritual. La leche materna y el alimento blando serán los primeros nutrientes que un bebé debe ingerir en sus primeros meses de vida. El recién convertido necesita del cariño, paciencia y dedicación de líderes maduros para instruirlo en La Palabra de Dios. A éstas primeras enseñanzas de la nueva vida en Cristo le llamamos “rudimentos de la fe”. El papel de la biblia La Iglesia de Jesucristo en todo el mundo tiene como su único Libro Sagrado a la Biblia, este es el libro que contiene la revelación del Plan de Dios al hombre. El leer tan bellas Escrituras, le dará al nuevo discípulo el conocimiento, la sabiduría y la fe suficiente para proseguir en el Camino del Cristianismo. La Biblia te dará a ti y a mí, el alimento poderoso para nuestros primeros pasos en Cristo y durante toda la vida. Ella es alimento del cielo para nuestro espíritu. Aleluya. Leer la Palabra de Dios te traerá milagros, sanidades, perdón, guía, conocimiento, poder, fe, amor, redención y vida eterna. Aleluya. El nuevo convertido debe disciplinarse en leerla, estudiarla y meditarla cada día; esto (o hará sabio y entendido, esto lo dotará de la fuerza necesaria para vencer al maligno y a sus tentaciones. “Toda la Escritura es inspirada por Dios, y útil para enseñar, para redargüir, para corregir, para instruir en justicia, a fin de que el hambre de Dios sea perfecto, enteramente preparado para toda buena obra.” 2 Timoteo 3: 16-17 La Maternidad y la cuna son necesarias Después del nacimiento de un niño, se requieren cuidados importantes e imprescindibles. Para esto es necesario la maternidad, su personal médico y una cuna cálida donde atender al bebé. El médico obstetra, el especialista o la partera ayudan a la madre a dar a luz

al niño, pero luego, éste debe ser colocado en su cuna. Esto sucede en nuestra vida normal durante cada día muchas veces; esto ilustra con claridad acerca de la necesidad que tiene un recién convertido a Cristo de una buena congregación o Iglesia (Maternidad) de tener el cuidado de pastores o líderes amorosos y de un buen lugar en esa comunidad cristiana donde ser atendido en sus primeros pasos como cristiano. Esto señala la necesidad prioritaria que tenemos todos, especialmente el nuevo cristiano de reunirse con otros cristianos para estudiar la Biblia y alabar a Dios. Todo recién convertido debe introducir en su corazón la idea y meta de congregarse para adorar a Dios en un templo cristiano. “Y considerémonos unos a otros para estimularnos al amor y a las buenas obras; no dejando de congregarnos como algunos tienen por costumbre...” Hebreos 10: 24-25a.

yo, buscando su perdón todas nuestras iniquidades todos nuestros pecados y rebeliones son borrados por Su Sangre al reconocerle como nuestro Redentor y Salvador. Aleluya. El error de Adán y la naturaleza pecaminosa que habíamos heredado, es cancelado por Jesucristo y recibimos una nueva vida, la vida - Cristo; una naturaleza nueva para que ya no amemos el pecado sino para que vivamos piadosamente. El pecado es quitado y nuestra alma salvada por Jesús. De ahora en adelante necesitamos saber que debemos esforzarnos por vivir según nos indica la Biblia; con honestidad y pureza. Cada día, debemos vivir correctamente, buscando la santidad y amando el bien, despreciando el pecado. Tres son elementos básicos” que nos enseña la Biblia que son imprescindibles para caminar agradando a Dios:

5-LA NECESIDAD DE LIMPIEZA “Ten piedad de mí oh Dios, conforme a tu misericordia. Conforme a la multitud de tus piedades borra mis rebeliones. Lávame más y más de mi maldad, y límpiame de mi pecado”. Salmo 51: 1-2 Cuando vinimos a Cristo, aún cuando nos acercamos a El con nuestra mejor ropa y nuestro mejor arreglo físico, estábamos totalmente sucios por dentro. El pecado original en el cual todos crecimos y la vida pecaminosa sin Cristo, que caminamos diariamente por años, nos ensució totalmente el alma. Cuando vinimos a Jesucristo no llegamos limpios sino extremadamente manchados de transgresiones o pecados. El salmista David al comprender que sus pecados eran el resultado de haber nacido con una naturaleza rebelde y pecadora, heredada desde la caída de Adán en el Edén por todos los hombres afirmó:. “He aquí, en maldad he sido formado, y en maldad me concibió mi madre”. Salmo 51:5.

1.La Palabra de Dios (La biblia) El leer la Biblia y estudiarla diariamente nos enseñará principios divinos para regir nuestra vida y conducta personal y familiar. La Biblia es infalible y produce un efecto santificador en el lector. Ella es la Verdad de Dios y lámpara a nuestro camino. Todo recién convertido debe aprender a amarla y a leerla siempre. “Lámpara es a mis píes tu palabra; y lumbrera a mi camino”. Salmo 119: 105

Pero él también entendió que Dios podía limpiarlo de su pecado y darle un nuevo corazón y una nueva naturaleza: “Purifícame con hisopo, y seré limpio; lávame, y seré más blanco que la nieve... Esconde tu rostro de mis pecados y borra todas mis maldades. Crea en mi oh Dios, un corazón limpio y renueva un espíritu recto dentro de mí”. Salmo 51: 7, 9, 10 Gracias a Dios querido hermano, al venir a Cristo tú y

2.La sangre de Jesucristo (El Cordero de Dios) La Sangre del Señor Jesús es la única que limpia pecados al hombre. Jesús la derramó por ti y por mí en la cruz. Ese fue el precio que pagó para librarnos de la condenación y de la muerte eterna. Con su sangre él pagó a la Justicia de Dios el precio por nuestra liberación: Ella sigue teniendo poder cada día de nuestra vida para cubrir nuestras faltas. Dios nos santifica cuando apelamos a su poder redentor. A Jesús y a su sangre debemos apelar siempre. “pero si andamos en luz, como él está en luz, tenemos comunión unos con otros, y la sangre de Jesucristo, su Hijo nos limpia de todo pecado.” 1 Juan 1:7 3.El Espíritu santo (El es Dios) En el libro a los Romanos, el apóstol Pablo declara al Espíritu Santo, el Espíritu de Santidad. Esto implica que El es el que nos santifica. No es el hombre y las

ceremonias religiosas las que pueden santificarnos, sino Dios mismo. El Espíritu Santo es Dios y Él es la Tercera Persona de La Trinidad (Dios) que trabaja en el corazón del ser humano para quitarle sus malos deseos y sus anhelos de pecar, le cambia el corazón para que ame a Dios y obedezca a su Palabra. El es el Santificador. El nuevo convertido debe cultivar una buena relación con El, hablándole como se habla al amigo cercano. El Espíritu Santo es nuestro amigo y aunque no lo vemos El está con nosotros para ayudarnos cada día. “Más el Consolador, el Espíritu Santo, a quien el Padre enviará en mi nombre, él os enseñará todas las cosas.” Juan 15: 26a. 4.La Oración constante (hablar con Dios) Orar es hablar con Dios, no repetir frases hechas o rezos. Orar es dialogar, hablar con Dios de las cosas personales. El oído de Dios está atento a escucharte. La maravilla de la conversión a Jesús es que, al nacer de nuevo espiritualmente, nuestro espíritu es avivado y vuelve a tener comunión con Dios. Esto produce un deseo de hablar con Él. Somos conscientes de Su Presencia alrededor nuestro y en nosotros, aunque no lo veamos. El orar es contarle a Él nuestros sueños, luchas y anhelos. La oración sana el alma, fortalece el corazón abatido y trae seguridad en medio de la lucha diaria. Amén. La oración produce un efecto santificador, nos limpia, nos purifica por dentro. El recién convertido a Cristo, debe practicar la oración; no requiere aprender en un curso especial, no; solo requiere del deseo de hablar a solas con Dios. Comienza ahora, cuéntale tus cosas y hazlo cada día y tendrás victoria siempre. “Perseverad en la oración, velando en ella con acción de gracias…” Colosenses 4:2 De nuevo la Gran Comisión La Gran Comisión dada por el Señor a Su Iglesia, nunca incluyó sólo el proceso de Evangelización; por el contrario, siempre fue la intención de Dios que la Iglesia se responsabilizara de aquellos que evangelizaba y ganaba para Jesús. La Consolidación y el Discipulado son parte de este Supremo Mandato de Mateo 28. La Restauración del Espíritu en medio de Su Pueblo, nos llevará a ser guardias de nuestros hermanos menores; mentores o ayos de sus primeros pasos; consolidadores de su posición y vida espiritual y discipuladores y forjadores de sus ministerios bajo las enseñanzas de nuestro Supremo Maestro, Jesucristo. Aleluya.


EDICIÓN 119 |

“OPERACIÓN ANDRÉS” UN BUEN EJEMPLO DE UN PLAN EVANGELÍSTICO “Andrés, hermano de Simón Pedro, era uno de los dos que habían oído a Juan, y habían seguido a Jesús. Este halló primero a su hermano Simón, y le dijo: Hemos hallado al Mesías (que traducido es, el Cristo). Y le trajo a Jesús”. Juan 1:40-42 Cuando Andrés encontró al Salvador, lo primero que hizo fue ir a buscar a su hermano y lo trajo a Jesús. Es por eso que el plan que estamos presentando se llama “Operación Andrés”. La idea de este plan es que cada uno de los hermanos que va a participar en una cruzada evangelística se convierta en un Andrés, para hacer lo mismo que hizo Andrés con su hermano. Es importante que cada uno de los Andreses traiga un Simón a la cruzada. Amén. I. Veamos las formas en que se puede usar el plan “Operación Andrés” 1. Se puede usar en una Iglesia local cuando no hay ni siquiera una cruzada. El primer domingo de un mes el pastor puede dar un desafío a los hermanos y puede hacer la misma preparación en ellos para que participen en el plan “Operación Andrés”, entonces tienen todo el mes para estar trabajando en eso y haciendo la preparación y el último domingo del mes puede ser domingo de “Operación Andrés”, consiste en que todo el día los cultos son evangelísticos. Es el día para traer a los Simón a la Iglesia. 2. Mayormente “Operación Andrés” se usa cuando se va a celebrar una campaña evangelística a base de la Iglesia local. Ventajas de este plan: a.Toma lugar dentro del contexto de la Iglesia local. b.Se utiliza un valioso recurso ya presente en la Iglesia que son los mismos hermanos de la Iglesia. c.Es un plan muy práctico, o sea, no consiste solamente en teoría. d.Es el plan bíblico, lo vemos en Andrés, también es bíblico porque participan los laicos. No está bien

Apóstol Rony Chaves “Mas por El estáis vosotros en Cristo Jesús, el cual nos ha sido hecho por Dios sabiduría, justificación, santificación y redención”. 1Co 1:30. El Nuevo Testamento (II Parte de la Biblia) fue escrito en el idioma griego, rico en significados. El término usado para salvación es el vocablo “soso” que expresa la idea de salvar o redimir no sólo el alma del hombre sino también todo su ser; alma, cuerpo y espíritu. La salvación (“soso”) que Jesús nos da al creer en El y su sacrificio, redimió o salvó todo lo que somos y poseemos. La redención o compra con el precio de su sangre es total. Jesús redimió o salvo nuestro cuerpo, alma, espíritu y posesiones. La salvación provista por Jesucristo incluye una serie maravillosa de beneficios que pueden ser tuyos, querido lector, sólo por su gracia y su amor. Aleluya. Estos son algunos de los beneficios heredados de Jesús:

un plan evangelístico que dependa totalmente de grandes personajes. e.Se facilita el seguimiento, o sea, los mismos hermanos que han invitado, que han hecho los contactos, son los mismos que van a dar el seguimiento. f.No tiene que contar con grandes gastos económicos. g.Se adapta a cualquier circunstancia y funciona en cualquier cultura.

II. Preparación de la Campaña Antes de la cruzada, el equipo evangelístico hace tres visitas, debe ser un mes antes de la cruzada. En la primera visita va el equipo evangelístico o representante a la congregación y se da un mensaje de desafío espiritual, al final se da una invitación exhortándoles a ser parte del plan de Dios y se le entrega la tarjeta a cada uno de ellos y se explica lo que es y cómo funciona. Esta tarjeta de “Operación Andrés” es para que la persona la use, colaborando en la campaña de esta manera. Son cinco los puntos del plan “Operación Andrés”, veamos: 1.Escribe tres nombres de amigos, vecinos, compañeros de trabajo, etc., o tres familias. La persona se compromete a orar todos los días, es un compromiso que la persona hace de interceder por los mencionados en la tarjeta. 2.La persona que participa se compromete a hacer lazos de contacto con los nombres que ha mencionado en la tarjeta. 3.La persona se compromete a invitarlos a la

Evangelicemos 13

Apóstol Larry Schnedler

campaña. 4.Les comparte su testimonio y les anima a recibir a Cristo. 5.Se compromete a seguir trabajando con él o ellas hasta que las personas estén establecidas en una iglesia local. 6.Posterior a entregar la tarjeta, hacen una oración de consagración, y hay un espacio en la tarjeta para que la persona firme su nombre en la tarjeta. Después de unos días se vuelve a la congregación para una segunda visita, la cual tiene como objetivo dar una enseñanza de cómo ganar almas para el Señor. Ejemplo: las cuatro leyes espirituales En la tercera visita a la congregación se enseña acerca de la necesidad del trabajo de los consejeros, de la labor de los hermanos de la Iglesia que van a servir como Ujieres, deben ser los hermanos y las hermanas más fieles de la Iglesia. Sería bueno señalar que durante vesté animando a los hermanos acerca de la proyección de la cruzada. Veamos una lista de asuntos que el pastor debe poner en práctica durante este tiempo para que el entusiasmo no se vaya desvaneciendo: 1.El pastor debe hacer énfasis en cada culto sobre la campaña y el trabajo de los Andrés. El pastor motiva preguntándole a los hermanos: “¿cuántos tienen su tarjeta de “Operación Andrés”. Vamos a orar por ellos” dice el pastor, en fin, mantiene a la Iglesia motivada. 2.El pastor debe mantener el entusiasmo de lo que es el plan “Operación Andrés” (evangelización). 3.Poner cartulina motivando la “Operación Andrés”. 4.Debe enseñar y predicar sobre el evangelismo. 5.Debe participar en la cruzada poniendo su ejemplo, debe envolverse directamente. Ejemplo: Debe tener su tarjeta de “Operación Andrés”. 6.Debe tener tiempos especiales de oración por la cruzada y por las personas que se están intentando ganar para el Señor. 7.El pastor debe preparar testimonios de hermanos en la Iglesia que puedan servir para el tiempo de la cruzada: testimonios de sanidades y milagros. 8.Debemos instruir al pastor acerca de cómo llevar

a cabo el culto. 9.Debemos enfatizar al pastor la importancia del trabajo del seguimiento. 10.Debemos animar e instruir al pastor para que ore con los consejeros. III. La campaña en sí misma 1.Los testimonios son muy importantes, dos por lo menos, uno de sanidad y otro de salvación. 2.Los cánticos deben ser programados, deben hablar de salvación, deben ser bien presentados, coordinados y evangelísticos. 3.La bienvenida a los visitantes debe ser impactante, es bueno darle a ellos la importancia que realmente tienen, deben mostrarles amor e interés. 4.Los mensajes deben ser de índole evangelística y que lleguen al corazón del no creyente (mensajes bien preparados). VI. El seguimiento en el plan de “Operación Andrés” Evangelizar sin hacer el trabajo de seguimiento es como echar la red y no recoger los peces. El seguimiento es recoger el fruto y ponerlo en el granero. Puntos relevantes: 1.El seguimiento comienza en el momento de la invitación, el consejero que está con la persona orando (con el nuevo creyente) debe llevarle a un cuarto o aula preparado y allí se le da una literatura, se le expresa el gozo que sentimos por su decisión, y se le explica el paso que ha dado, etc. 2.Debe haber mucha oración por los nuevos convertidos y mucha atención para ellos. 3.Hemos usado en las cruzadas el sistema del “Hermano Mayor” siendo este un sistema de cuidado para el nuevo creyente. Se aconseja asignarles personas del mismo sexo El Señor busca que el fruto permanezca, el plan “Operación Andrés” bien organizado y trabajando puede rendir el resultado deseado que es conservar el fruto.

TUS BENEFICIOS AL SER SALVO POR JESÚS 1. Salvación del alma Mucha gente ha creído que por ser creados por Dios ya Su imagen todos somos salvos. Por el contrario, por ser todos provenientes de Adán y Eva, quienes pecaron y nos heredaron la maldición de una naturaleza caída, todos estábamos perdidos sin Cristo. Muchas personas creen que por tener una religión o una buena conducta moral ya son salvos, esto es totalmente falso. Ningún hombre puede justificarse ante Dios: por eso Jesús vino, para morir por nosotros y brindarnos salvación. El perdón de nuestros pecados nos fue otorgado al creer en Jesús: la salvación de nuestra alma y la vida eterna, es nuestro gran regalo. Amén. “Porque no hay diferencia, por cuanto todos pecaron y están destituidos de la gloria de Dios, siendo justificados gratuitamente por su gracia, mediante la Redención que es en Cristo Jesús,... Romanos 3:22b, 23,24. 2. Sanidad Física La enfermedad y la muerte, vinieron a los seres humanos después de la caída de Adán en pecado. La enfermedad (cualquiera de ellas) y la muerte son el resultado del pecado; son una maldición heredada por el hombre por su maldad e iniquidad. Por esto es que Jesús vino a la tierra; para romper la maldición del pecado y por ende de las enfermedades. Pablo dice a los Gálatas: “Cristo, nos redimió de la maldicIón de la ley... Gálatas 3:13a. El causante de la caída del hombre fue satanás (significa adversario) el diablo. La enfermedad es la gran atadura de satanás sobre los hombres. La Biblia enseña que Jesús con su sangre, pagó el precio por los pecados de la Humanidad, y en su cuerpo herido, pagó el precio para nuestra sanidad milagrosa. Jesús derrotó en la cruz a satanás y por su llaga fuimos nosotros curados. Podemos acercarnos a Él con confianza y buscar en Su Nombre, la Sanidad de nuestros cuerpos. Amén.

“y cuando llegó la noche, trajeron a él muchos endemoniados; y con la palabra echó fuera a los demonios y sanó a todos los enfermos, para que se cumpliese lo dicho por el profeta Isaías, cuando dijo: El mismo tomó nuestras enfermedades, y llevó nuestras dolencias”. Mateo 8: 16-17.

5. Adopción y Posición Cuando Adán pecó y cayó de la Gracia de Dios, todos los humanos caímos con él. Perdimos la posición ante Dios y fuimos destituidos de su gloria y familia. Con Cristo, fuimos justificados y reinstalados a la posición de autoridad contra los poderes malignos que tuvimos antes de caer.

3. Sanidad Interior Es el mismo profeta Isaías, quien, anunció siglos antes de la aparición de Jesús que El, llevaría el castigo que merecíamos por nuestro pecado para que tuviésemos paz. Esa paz que Cristo nos da es sobrenatural; paz con Dios, con os hombres, pero, sobre todo más consigo mismo. Esto es lo que lamamos sanidad interior o sanidad del alma Amén. Este es un maravilloso beneficio de Su cruz.

Pablo habló de esto así: “Justificados pues, por la fe, tenemos paz para con Dios por medio de nuestro Señor Jesucristo,... “Romanos 5:1

“Ciertamente llevó él nuestras enfermedades, y sufrió nuestros dolores... Mas él herido fue por nuestras rebeliones, molido por nuestros pecados; el castigo de nuestra paz fue sobre El y por su haga fuimos nosotros curados...” Isaías 53: 4a, 5 4. Liberación Muchas opresiones, enfermedades y desgracias que aquejan a los humanos son producidas por demonios y espíritus inmundos provenientes de satanás. Jesús luchó con éstos y triunfó sobre ellos en la cruz, dándonos libertad verdadera. La liberación es la herencia de los hijos de Dios. El apóstol Juan nos dice en su Primera Carta, capítulo 3 y en el verso 8, así: Para esto apareció el Hijo de Dios; para deshacer las obras del diablo. Puedes confiadamente venir a Jesús cuando sientas que tus enemigos espirituales te oprimen; El te dará libertad. “Cómo Dios ungió con el Espíritu Santo y con poder a Jesús de Nazaret, y cómo éste anduvo haciendo bienes y sanando a todos los oprimidos por el diablo, porque Dios estaba con él. Hechos 10:38.

“…Si puedes creer, al que cree todo le es posible” Marcos 9:23

La salvación nos restituye lo perdido y nos devuelve la posición de hijos antes Dios. El Señor nos adopta y nos reinstala en Su Familia; aleluya. “sino que habéis recibido el espíritu de adopción, por el cual clamamos: ¡Abba Padre! (papito) Romanos 8:15b 6. Prosperidad total Satanás ha sido astuto, sembrando en la mente del mundo la idea que ser espiritual es ser pobre. Nada más incorrecto. Jesús pagó el precio por la liberación de la riqueza para nosotros. La bendición del proceso de salvación también incluye prosperidad para ti y para mí en todas las áreas. El nuevo convertido, debe saber esto desde un principio de su caminar con Cristo. Debe anhelar su prosperidad y quebrar el yugo de esclavitud financiera que ha atado la economía de su familia. La herencia de Dios para nosotros es “prosperidad”; pídesela a El, y el Señor te la dará; Amén. “Amado, yo deseo que tú seas prosperado en todas las cosas, y que tengas salud, así como prospera tu alma’” 3 Juan: 2. Te gustaría tener más intimidad con Jesús ven a los encuentros. Están diseñados exclusivamente para cambiar radicalmente tu vida. Nueva criatura eres las Cosas viejas pasaron todas son hechas nuevas 1 Corintios 5:17


14

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

Apóstol Dr. Rony Chaves “Y por la mano de los apóstoles se hacían muchas señales y prodigios en el pueblo; y estaban todos unánimes en el pórtico de Salomón. De los demás, ninguno se atrevía a juntarse con ellos; mas el pueblo los alababa grandemente. Y los que creían en el Señor aumentaban más, gran número así de hombres como de mujeres; tanto que sacaban los enfermos a las calles, y los ponían en camas y lechos, para que al pasar Pedro, a lo menos su sombra cayese sobre alguno de ellos. Y aun de las ciudades vecinas muchos venían a Jerusalén, trayendo enfermos y atormentados de espíritus inmundos; y todos eran sanados.” Hechos 5 : 12 - 16 1-LAS NECESIDADES BASICAS DEL NUEVO CRISTIANO “Mas tú, oh hombre de Dios, huye de estas cosas, y sigue la justicia, la piedad, la fe, el amor, la paciencia, la mansedumbre. Pelea la buena batalla de la fe, echa mano de la vida eterna, a la cual asimismo fuiste llamado, habiendo hecho la buena profesión delante de muchos testigos”. 1 Timoteo 6:11-12. Todo Evangelista debe conocer con claridad las necesidades básicas de un recién nacido en Cristo para ayudar a que éste sea instruido en La Palabra apropiada. Todo nuevo convertido debe saber cuáles son las cosas que debe satisfacer según la Biblia para vivir victoriosamente en Cristo. 1.Amar a jesús y compartir a otros de él. El nuevo convertido y todo cristiano debe amar a Jesús y va a amar a Jesús. El lo va a necesitar, nuestra victoria dependerá de amarle, de tener comunión y amistad con Él. Con todo el corazón debes buscarle siempre. Esto te llenará de un deseo ferviente de hablarles a otros de Él. Testificar lo que ha hecho por tí te dará gozo. 2.Alabar a Dios. El alma restaurada necesita la alabanza para nutrirse y canalizar su gratitud a Cristo. Debes cantarle a Dios, alabar Su Nombre. Te fortalecerá, te bendecirá y te animará por dentro. La alabanza será en el Camino, tu más fuerte arma de guerra. Amén. 3.Nuevas Amistades. Entramos a una nueva vida al buscar a Jesús. A veces tendremos que alejarnos de las viejas amistades cuando ellos no quieren dejar de pecar. Se abrirá en nosotros la necesidad de nuevos amigos. Podemos buscarlos entre los cristianos de una iglesia. Sin duda será necesario congregarnos en grupo. 4.Estudiar La Palabra en Grupo. En este Nuevo Milenio, las iglesias cristianas le proveen al recién convertido las llamadas “células o grupos familiares” para aprender de las enseñanzas de Jesús. Estos grupos de discípulos en los hogares le brindarán al creyente, amistad, compañerismo, oración y estudio bíblico. 5.Consejo sabio. Puedes ser un médico o un abogado, pero al convertirte a Cristo, naces de nuevo y necesitarás consejo; mucho consejo. El libro de Proverbios dice que: “en la multitud de consejeros hay sabiduría: sé humilde, necesitarás el consejo de los mayores en la fe”. 6.Orar. Para fortalecer tu alma, necesitarás hablar con Dios continuamente. Saca tiempo para esto y serás un cristiano victorioso siempre. 7.Congregarse. Esto es quizás lo que la mayoría rehúye. Congregarse, implica un compromiso. Pero si lo haces, recibirás grandes beneficios de una asamblea o comunidad cristiana: fe, amor, poder, ánimo, vida, unción y milagros. 8.La llenura del Espíritu santo. Pablo, el Apóstol, nos exhorta en Efesios 5:18 a ser llenos del Espíritu; y cada día, es realmente el Santo Espíritu de Dios el que morando en nosotros, nos llevará a la victoria. Necesitamos de Él y dependemos de nuestra relación con Dios. Todo cristiano debe amarlo; comunicarse con Él y tener una profunda comunión con el Espíritu. El hambre por Su Presencia debe embargarnos

DESPUÉS DE LA EVANGELIZACIÓN

siempre. Pídele a Dios, anhelar cada día la llenura con Su Poder. Amén. 9.El ayuno del señor. La Biblia está llena de ejemplos de hombres y mujeres de Dios que hicieron ayunos de diferente tipo. El ayuno traerá refrescamiento espiritual y mayor sabiduría a tu espíritu. Dios fluirá cuando ayunes, revelación, fe y poder para tí. Esto será una buena práctica para cristianos nuevos y maduros. Prepárate, tu espíritu necesitará que tú ayunes de cuando en cuando. Amén. 10.La adoración a Dios. Adorar es tener intimidad. Para adorar se requiere conocer a Dios. Su revelación nos llevará a postrarnos ante Él y nos volverá sus adoradores. Fuimos creados para adorarle y para hacerlo por la Eternidad. Tu espíritu y el mío tienen esa imperiosa necesidad. Satisfácelo, humíllate ante tu Señor y cántale con tu amor. La adoración te hará madurar, crecer y conocerle más. “Mas la hora viene, y ahora es, cuando los verdaderos adoradores adorarán al Padre en espíritu y en verdad; porque también el Padre tales adoradores busca que le adoren. Dios es Espíritu; y los que le adoran, en espíritu y en verdad es necesario que adoren”. Juan 4:23-24 11.El diezmar fielmente Según Malaquías 3:10 el dar al Señor el diezmo de nuestras entradas es necesario e imprescindible para que El abra las ventanas de la abundancia y nos bendiga económica y espiritualmente. El recién convertido debe iniciar su vida en Cristo diezmando, esto le dará garantía de prosperidad y abundancia. 12.Ofrendar generosamente El diezmo produce rompimiento de maldiciones y la ofrenda rompe la tierra para dar con la semilla económica que sembramos (ofrenda) una buena cosecha. Generosidad desatada en el nuevo cristiano le dará cosechas sobreabundantes. 2-ELEMENTOS NEGATIVOS A LA VISITACIÓN DE DIOS 1-Crecimiento de la maldad y proliferación del pecado en esta década en Costa Rica. 2-Aumento en el número de homicidios sanguinarios con mucha sangre derramada. 3-Corrupción gubernamental (en todos los partidos políticos) en perjuicio del pueblo. Esto solo acarrea el juicio de Dios. 4-Mayor presencia de espíritus inmundos migratorios que se asientan en el país a través del establecimiento de grupos centroamericanos y asiáticos que vienen al país buscando mejores oportunidades para vivir. 5-Una influencia televisiva cada vez más violenta, inmoral y ocultista que afecta con mucha fuerza a los niños y jóvenes. 6-Una Iglesia de Cristo con poca carga de evangelización que no busca a los perdidos. 7-Ministros muy pasivos que no están dando testimonio del Reino en sus comunidades. 8-Menosprecio al matrimonio, alto índice de divorcios y multitud de concubinatos (unión libre) entre ticos y extranjeros. 9-Mucha homosexualidad proliferante. 10-Demasiado materialismo, vanidad y orgullo. 11-Aparición desmedida de grupos sectarios de origen oriental (budismo, etc.) 12-Mucha brujería entre la gente de clase alta y de gobierno. Estas y muchas prácticas similares deben ser derribadas en oración por los creyentes para que podamos ver la mano de Dios en el país. Estos obstáculos al avivamiento deben ser en realidad nuestra agenda diaria de oración. 3-SEÑALES DE UN AVIVAMIENTO Después de investigar un poco en el pasado, en relación a los avivamientos traídos a diferentes naciones por el Espíritu Santo, he observado que se suceden en cada uno de ellos, evidencias muy similares de que el despertamiento espiritual ha llegado. Veamos algunas características o evidencias claras de un avivamiento. 1.Amor y Hambre por la Oración Una de las marcas más contundentes de un Avivamiento es el despertar del espíritu de oración. Esto trae hambre, desesperado amor por orar ante

Su trono. Definitivamente esto nos falta. 2.La Senda Antigua: El ayuno. Ayuno es sinónimo de búsqueda plena de Su Presencia. Los ministros y la Iglesia en general en Costa Rica, deben volver a buscar al Señor con un corazón verdaderamente convertido a Él. Lo necesitamos. 3.Las Vigilias (veladas) de oración. En cada época de avivamiento, Dios quiebra nuestro control del reloj. Las vigilias nos llevan más allá de lo rutinario. Nos llevan a encontrarle más plenamente a Él. Iglesia... velad. 4.Hambre y sed por la Palabra de Dios. En un avivamiento, La Palabra es un punto central de enfoque. Necesitamos clamar al Padre para que “abra el apetito espiritual” de Su pueblo. Hoy hay mucha apatía por leer y estudiar La Biblia. Necesitamos una Iglesia hambrienta y sedienta de La Palabra. Solo así seremos saciados Amén. 5.“Desesperación” por alcanzar a los perdidos. La Iglesia está muy cómoda sin salir de sus cuatro paredes. Las redes de los pescadores están dolorosamente guardadas. Estas deben ser extendidas. Avivamiento es sinónimo de pesca de almas. Que venga. 6.Evangelismo (el latir del corazón de Dios) Dios es un Evangelista por excelencia. Nos dio a Su Hijo para salvarnos. El latir de su corazón es Evangelismo. La Iglesia en un Avivamiento ineludiblemente tendrá un corazón con el latir del corazón del Padre. Evangelismo es señal del “despertar espiritual”. 7.Amor por la Obra Misionera Avivamiento y Misiones caminan juntos de la mano. Los espíritus misioneros son despertados por el Espíritu. El celo misionero debe volver a encenderse en el país. 8.Arrepentimiento genuino y total. Humildad, honestidad, sinceridad son cosas que necesita la Iglesia de Costa Rica con urgencia. Arrepentimiento quitará el orgullo y la soberbia que impiden el fluir de Dios. Qué venga! 9.Santificación continua. En un avivamiento genuino el deseo de santificarse se acrecienta extraordinariamente. Nace espontáneamente el anhelo por purificarse y buscar más al Señor. Costa Rica necesita urgentemente este proceso. 10.Almas nuevas para Cristo cada día en el altar. En un Avivamiento la Iglesia se convierte en una verdadera “maternidad” Amén. 11.Cambios sustanciales y permanentes en el creyente. Como cambió Jesús el agua en vino en las bodas de Canaá de Galilea, así ocurren los cambios milagrosos en los creyentes cuando el Espíritu se mueve con poder. Cambios reales, evidentes y duraderos. De esos cambios, estamos urgidos. Amén. 12.Relaciones interpersonales sanas y llenas de amor. La carne y su fuerza sólo te llevan a enemistades, pleitos, celos, iras y contiendas. La espiritualidad y la convicción del Espíritu te llevan al amor y al pacto; y éstos a la verdadera unidad. Necesitamos el avivamiento. 13.Sanidad Interior profunda (Salud Divina) El avivamiento te permite mirar hacia adentro de ti. El fruto del Espíritu se reproduce; la humildad. Dios viene y sana las heridas por dentro. Aleluya. 14.Dolores de parto en la intercesión. En un avivamiento, los “Dolores de parto” en la oración son una gran señal. La intercesión vigorosa y valiente. ¡Que Dios despierte en nosotros ese tipo de oración! 15.Milagros múltiples. Milagros, milagros y más milagros ocurren como manifestación de la Presencia Divina. Estamos por ver milagros, milagros y más milagros. Amén. 16.Bautismo del Espíritu Santo. Esta es quizás la mayor evidencia del Avivamiento. Ante la búsqueda de los hombres, el Espíritu viene a ellos y los llena. 17.Dones del Espíritu manifiestos. El poder del Espíritu se desata y con éste se activan los dones y las operaciones de Él en la Iglesia. Esto

“…Yo soy el camino, la verdad, y la vida...” Juan 14:6

está a las puertas. 18.Grandes señales. La sobrenaturalidad de Dios se hace evidente y con ésta sus maravillas. El Señor está por sorprendernos en breve. 19.Amor por estar en la Casa del Señor. Cuando Dios aviva a su pueblo, le pone un deseo de estar en Su Casa. Se despierta el amor por estar en el Santuario. Nos esperan días a templos llenos. Amén. 20.Liberación de cautivos. La Presencia de Dios liberará a los oprimidos por el diablo. La liberación de endemoniados indica que el Reino de Dios (visitación) llegó. 21.Adoración plena. Espontáneamente el Señor nos moverá a adorarlo. Este espíritu se desatará con fuerza en la Iglesia. 22.Manifestaciones del Espíritu. Sin límites, sin barreras, sin obstáculos, debe ser nuestra posición. Dios hace lo que quiere. Así será. 23.Comunión plena con el Espíritu Santo. Los creyentes son madurados y convencidos de que la unción y el poder tienen que ver con la relación con el Espíritu Santo. La comunión con Él crecerá y se hará cada día más fuerte. 24.Reuniones en casas. Las casas se abrirán, para oración, para alabanza o para estudiar La Palabra. Las familias enteras sentirán el deseo de servir al Señor. La Iglesia se reunirá no sólo en el Templo, sino también en las casas. 25.Discipulado por convicción Voluntariamente, sin presión, la gente de Dios querrá ser formada para servirle a Él. No batallaremos tanto para hacer discípulos, ellos anhelarán ser instruidos por Dios a través de sus ministros. Aleluya. 26.Cántico nuevo. Cuando la fuente es libre, fluye. Cuando los corazones son avivados fluyen en cánticos espirituales. El fluir de la canción será bello.


EDICIÓN 119 |

Evangelicemos 15


16

EDICIÓN 119 |

Evangelicemos

LA GRAN COMISIÓN HOY “Pero los once discípulos se fueron a Galilea, al monte donde Jesús les había ordenado. Y cuando le vieron, le adoraron; pero algunos dudaban. Y Jesús se acercó y les habló diciendo: Toda potestad me es dada en el cielo y en la tierra. Por tanto, id, y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo, y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado; y he aquí yo estoy con vosotros todos los días, hasta el fin del mundo. Amén.” Mateo 28:16-20 1-LA RESTAURACIÓN DE LA GRAN COMISIÓN Dios ha llevado a Su Iglesia hacia la Restauración plena de Su verdad, esto implica la restauración de la Visión Apostólica en la Evangelización. Cada Evangelista es parte de este proceso y le es necesario conocer y entender esta Obra Apostólica del Espíritu Santo en este Tercer Milenio. Sin temor a equivocarme creo que como Iglesia Universal de Jesucristo; el Cuerpo de Cristo ha fallado en cumplir con este Mandato Divino en un alto porcentaje. La Gran Comisión dada por Jesucristo a sus Apóstoles incluyó las siguientes cosas: 1-Id. 2-Haced discípulos. 3-En todas las naciones. 4-Bautizándoles en el nombre del Padre y del Hijo y del Espíritu Santo. 5- Enseñándoles. 6- Que guarden todas las cosas que os he mandado. Esta Gran Comisión nos es ampliada a través de Marcos el Evangelista en su versión del Evangelio de Jesucristo en el capítulo 16 y en los versos 15 al 18: “Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado. Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos, y sanarán”. Marcos nos suma a Mateo lo siguiente: 1- Predicad el Evangelio. 2-A toda criatura. 3-Deja implícito en las señales que acompañarán a los que creen que también los comisionados en el Mandato Supremo deberán hacer lo siguiente: a-Echar fuera demonios b-Hablar nuevas lenguas por el Espíritu c-Testificar contra el poder de muerte de satanás dImponer manos sobre los enfermos e- Y sanar a los enfermos Esta Gran Comisión implica entonces, ir por todo el mundo predicando el Evangelio a toda criatura y haciendo de aquellos que creyeren y fueren bautizados, discípulos verdaderos de Cristo por todas las Naciones. Además, será necesario demostrar el poder del Evangelio, sanando a los enfermos, hablando otras lenguas bajo el poder del Espíritu Santo y echando fuera a los demonios de la gente y avergonzando al enemigo. La Iglesia Primitiva, fue muy consciente de este Mandato. Los apóstoles y el pueblo se lanzaron en los primeros años del Cristianismo a la Conquista y Discipulado de las naciones. Ellos fueron efectivos en cumplir la orden del Señor después de Su Resurrección. Aleluya. Veamos lo que dice la Biblia al respecto: “Y ellos, saliendo, predicaron en todas partes, ayudándoles el Señor y confirmando la palabra con las señales que la seguían”. Amén. Marcos 16:20. Después del Siglo IV, la Iglesia perdió su fuerza y su determinación por cumplir La Palabra de Mateo 28. Siglos después, con la Reforma Luterana y con el previo descubrimiento del Nuevo Continente, católicos y protestantes se dieron a la tarea de cumplir con esta Comisión; lamentablemente a su manera. Los resultados fueron diversos. Desde masacres de indígenas y esclavos en la colonización hasta un brote glorioso de salvación genuina en muchos territorios. Con todo y esto último, el cumplimiento de la Gran Comisión estuvo muy lejos.

En el Siglo pasado, es cuando al venir un nuevo y poderoso derramamiento del Espíritu Santo en Europa, Norte América y en los últimos 40 años en América Latina, Asia y Africa; la Iglesia vuelve a retomar el desafío de alcanzar el mundo con el Evangelio. Con todo y el avance, creo que, ésta ha sido la carga de tan sólo unos pocos líderes cristianos. Los últimos 10 años del Siglo XX, nos trajo un aumento maravilloso del trabajo evangelístico a través de los medios de comunicación, específicamente radio y sobre todo la televisión. Esta invasión de televisión con programación cristiana a los hogares del mundo, nos hace vislumbrar que en este proceso de restauración del Espíritu, la Gran Comisión será llevada a su cumplimiento cabal. La Televisión Cristiana; la radio difusión evangélica y el aumento de las Iglesias con Visión Celular Evangelística hoy, nos hace entrever que en unos cuantos años más, la Iglesia de Cristo en un porcentaje altísimo se sumará a la tarea de la Evangelización Mundial. La introducción impresionante, reveladora y progresiva del conocimiento sobre la oración de guerra espiritual territorial y estratégica, está produciendo un cambio en la Iglesia y en las ciudades. Al orar con propósitos y guía profética, el Cuerpo de Cristo, está empezando a entender que la Oración de Guerra Espiritual Estratégica debe hacerse específicamente para propósitos evangelísticos finales. Esta oración es realizada para obtener de satanás su botín; el cual son las almas perdidas. Aleluya. La Iglesia volverá en este Tercer Milenio a una tarea evangelizadora sin precedentes en el tiempo moderno pero debemos tomar en cuenta que la Gran Comisión implica mucho más, tal y como lo hemos señalado al inicio de este capítulo. Cuando señalo que la Gran Comisión será restaurada hablo de todo el paquete completo. 1-Ir, esto es la obra misionera y evangelística. Lo cual implica desatar a la Iglesia de sus cuatro paredes y moverla a la conquista de sus territorios. 2-Hacer discípulos. Esto implica realizar el trabajo de consolidación efectivo, lo cual requiere de una cuidadosa y enseñanza del nuevo convertido. Esta labor de la Iglesia implicará volver su mirada a la Visión Apostólica Celular del Discipulado Cristiano. La meta debe ser que cada recién convertido en la evangelización, llegue a ser un verdadero discípulo de Jesucristo. Amén. 3-En todas las Naciones. Esto significa que la Visión de la Iglesia se expanderá más allá de su núcleo cercano; más allá de su influencia local y quedarán bajo la convicción de alcanzar su ciudad, su nación y el mundo para Cristo. La Iglesia se volverá un organismo vivo eminentemente misionero. Amén. 4-Que guarden todas las cosas que Jesús enseñó. Desde el proceso del bautismo en agua, hacia adelante, la Iglesia y los discípulos deberán ceñirse a las enseñanzas de Jesús. Esto implicará volver los ojos a la Palabra y los principios apostólicos y proféticos de la Iglesia. Será Dios y no el hombre, El que por Su Santo Espíritu, nos indique cuáles son los diseños suyos que debemos guardar, obedecer y establecer en la tierra. Gloria a Dios. 5-Esta renovación en cumplir La Gran Comisión estará marcada desde luego por un retorno masivo a la comunión con el Espíritu Santo. Esto ya está provocando un derramamiento de Su Santa Unción sobre los creyentes adoradores y una llenura de Su Poder y Dones que se manifestará en el mundo con grandes señales. Amén. Esta Gran Comisión se caracterizará no sólo por la gran tarea evangelística de la Iglesia sino por su amor por el perdido y su cuidado y consolidación del nuevo creyente. Es así, como nos vendrá la Cosecha; Amén. “Y por la mano de los apóstoles se hacían muchas señales y prodigios en el pueblo; y estaban todos unánimes en el pórtico de Salomón. De los demás, ninguno se atrevía a juntarse con ellos; mas el pueblo los alababa grandemente. Y los que creían en el Señor aumentaban más, gran número así de hombres como de mujeres…” Hechos 5: 12-14 2-EVANGELIZACIÓN: PLAN SUPREMO DE DIOS “Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a todo criatura. El que creyere y fuere bautizado, será salvo; mas el que no creyere, será condenado. Y estas señales seguirán a los que creen: En mi nombre echarán fuera demonios; hablarán nuevas lenguas; tomarán en las manos serpientes, y

Apóstol Dr. Rony Chaves

si bebieren cosa mortífera, no les hará daño; sobre los enfermos pondrán sus manos y sanarán”. Marcos 16:15-18 El latir del corazón de Dios afirmó el Profeta Apostólico Morris Cerullo en febrero del 2001 en Bogotá son “almas”. El corazón del Padre Celestial late por las almas de los perdidos. De tal manera amó Dios al mundo afirma el Apóstol Juan que dio a su Hijo para salvarlo. Cada creyente debe quedar envuelto con esta Visión Divina, cada hijo de Dios debe convertirse en un ganador de almas. Creo personalmente que en este Nuevo Milenio, el Espíritu Santo trabajará arduamente entre la Iglesia para traer la convicción de buscar a los perdidos como la tarea principal y prioritaria en la que debemos invertir todo nuestro esfuerzo, dinero y tiempo. La Visión de Dios es ganar almas, la Responsabilidad de la Iglesia es hacerlo y consolidar el trabajo afirmando a cada nuevo creyente en los fundamentos básicos del Cristianismo. Amén. ¿Cómo hacer la tarea evangelizadora? Estas son algunas maneras en que podemos esparcir el mensaje del Evangelio. I.Usando los medios de comunicación. 1.La Radio La Iglesia de Cristo debe invertir dinero para saturar con programas evangelísticos las diversas emisoras de su comunidad, especialmente las seculares, esto llegará directamente al seno de los hogares. El Mensaje de Salvación penetrará de lleno en oficinas, cuartos, cocinas y salas. Los resultados de esparcir la semilla serán maravillosos. Obviamente el mensaje es para tocar personas que no vemos, por lo tanto, debemos incluir en la programación los detalles más relevantes de nuestro horario de reuniones en la Iglesia. Horas y días de culto deben ser dados a conocer a los oyentes, esto será de gran ayuda para iniciar oficialmente con ellos la tarea de evangelismo y consolidación. Aleluya. 2-Periódicos y Revistas Los medios informativos y de comunicación escritos son muy buenos para impartir a los lectores el mensaje de Cristo, estos van desde las oficinas de médicos y abogados hasta la casa de personas inconversas. Buenos artículos evangelísticos o anuncios diseñados para presentar a los amigos la Obra Redentora de Jesús nos podrán dar grandes dividendos. Amén. 3-La Televisión y la internet Hoy por hoy, la televisión es el medio más usado por el Espíritu Santo para llegar a los hogares, oficinas, hospitales y presidios con el Evangelio. La inversión para producir y lanzar al aire programas de corte evangelístico no es nada comparado con el impacto que será hecho en el corazón de los inconversos al recibir la Palabra de Dios. Gracias a los adelantos modernos y a los satélites, en el día presente, ya no sólo en las casas sino que a través de los sistemas de cable, la T.V. ha llegado hasta miles de hoteles en el mundo presentando a cada huésped el mensaje de la Biblia. Aleluya. Como director y productor del programa televisivo Cánticos de Amor Internacional por más de treinta años, puedo testificar que miles y miles de personas son salvadas día a día por la mano poderosa del Señor. Iniciamos este programa rudimentariamente treinta años atrás, en un único canal secular. Pero hoy en el Tercer Milenio, a través de Enlace, la Red Iberoamericana de Televisión Cristiana más grande del pueblo hispano, estamos saliendo al aire semana a semana en más de cinco mil estaciones de transmisión, diseminados desde la Argentina hasta España, tocando más de veinte naciones hermanas, así como Europa, Africa del Norte y Asia. Hoy vía Internet a través de computadoras y nuestra Radio Web, Jesucristo es anunciado a todo el mundo. 4-Evangelismo Personal A- Persona a Persona La tarea más cercana al Plan Divino es el Evangelismo de tú a tú; de persona a persona. Si lográramos que cada creyente evangelizara y se preocupara por aquel que gana para el Señor, nuestras iglesias se duplicarían probablemente en períodos de tiempo muy cortos. Esto implica que esta sería la manera más práctica, fácil y barata de hacer

“..Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura” Marcos 16:15

crecer nuestras congregaciones numéricamente. Si cada hijo de Dios aprovecha su entorno social o vecindario o sus conexiones en medio de su lugar de trabajo o estudio para evangelizar, tendríamos multitud de convertidos al Evangelio cada mes. Si nos esforzáramos más para no perder a ninguno de ellos, discipulándolos como nos manda la Escritura, nuestras congregaciones aumentarían su membresía insólitamente cada semana. Gloria a Dios. Nuestra meta como pastores y líderes es entrenar a cada cristiano para evangelizar a los suyos, a sus vecinos, amigos y compañeros, si esto se diera como esperamos suceda en nuestro caso, sería más fácil la tarea para consolidar a los recién nacidos dentro de nuestra iglesia. Las relaciones ya hechas por la amistad, ayudarán para que el evangelizador ayude a sus amigos recién convertidos. En el día presente, existen muchas y sencillas oportunidades para realizar la evangelización persona a persona, es sólo un asunto de actitud, se puede evangelizar en los colegios, escuelas y universidades. En América Latina, es muy usual poder compartir el mensaje de Cristo en los buses y por qué no, hoy, en nuestras ciudades modernas y deportivas, tanto en los centros comerciales como en los estadios de fútbol o gimnasios. La evangelización personal tiene que ver básicamente con la disposición del corazón y el anhelo de levantar a los caídos. B. Casa por casa: Una de las cosas que más me avergüenza a veces es el hecho de ver continuamente a parejas de evangelizadores de sectas erróneas tocar las puertas de nuestros vecindarios para tratar de llevarle a las familias sus errores doctrinales, con todo y que son falsedades que ellos creen que son verdades, hay que resaltar su determinación para convencer a la gente con sus argumentos. La Iglesia de Cristo, ha dejado de hacer el trabajo casa por casa y por ello es que Satanás ha tomado ventaja en muchos hogares con los Testigos de Jehová; grupo que presenta doctrinas demoníacas. El trabajo casa por casa, persona a persona debe volver a ser prioritario en el Cuerpo de Cristo. Así, el Evangelio de Jesús penetraría directamente a los hogares y a veces esto ayudará para consolidar posteriormente una Iglesia en la comunidad. Digno de mencionar es el hecho de que la Iglesia Primitiva, antes de reunirse en templos, primeramente lo hizo en las casas de aquellos que iban siendo ganados para Jesucristo y que abrían su hogar para la enseñanza de la Palabra y el discipulado de otros que también se iban añadiendo a la Iglesia. Restaurando la Gran Comisión Hoy vivimos un tiempo profético de Restauración de las Verdades Apostólicas de la Iglesia de las Primeros Días. La Gran Comisión dada por Jesucristo a Su Iglesia está restaurándose por todo lugar, eso nos hará ver en nuestros días algunas cosas maravillosas: 1-Será predicado el Evangelio del Reino a toda criatura y en todas Las Naciones. 2-Esto preparará a la Iglesia y al mundo para la Segunda Venida de Cristo. 3- Las Naciones y sus moradores serán discipulados por la Iglesia. 4-La Iglesia en pleno tomará conciencia de que la tarea de evangelizar, consolidar y disicipular es parte de su gran responsabilidad cristiana. 5-La doctrina de Cristo, sus enseñanzas serán dadas al hombre con convicción. 6-El trabajo de Discipulado será restaurado.


EDICIÓN 119 |

EL EVANGELIO DEL REINO “ Y será predicado este evangelio del Reino en todo el mundo, para testimonio a todas las naciones; y entonces vendrá el fin.” Mateo 24:14 El tema del Reino de Dios se encuentra inmerso en todos los libros de la Biblia. En el Antiguo Testamento, “los profetas mayores y menores” hablaron del mismo con gran énfasis y autoridad. En sus páginas podemos ver con claridad el tema central del gran drama universal: El Reino. “Porque un niño nos es nacido, hijo nos es dado, y el principado sobre su hombro; y se llamará su nombre Admirable, Consejero, Dios fuerte, Padre eterno, Príncipe de paz. Lo dilatado de su imperio y la paz no tendrán límite, sobre el trono de David y sobre su reino, disponiéndolo y confirmándolo en juicio y en justicia desde ahora y para siempre. El celo de Jehová de los ejércitos hará esto.” Isaías 9: 6-7 Los profetas y David el salmista, se ocuparon denodadamente del Rey y del Reino. El mensaje y anuncio profético del Gobierno de Dios a través de Su Mesías Redentor siempre estuvo en sus bocas y en las enseñanzas de los patriarcas bíblicos. Por eso es que Juan el Bautista emerge después de una época de silencio profético en Israel de varios siglos, con un mensaje revolucionario: El Reino viene. Aleluya. Juan despertó la memoria profética de la nación, ellos conocían el tema y fueron despertados otra vez hacia el Gobierno de Su Dios Jehová y de Su Enviado. Amén. “He aquí mi siervo, yo le sostendré; mi escogido, en quien mi alma tiene contentamiento; he puesto sobre él mi Espíritu; él traerá justicia a las naciones.” Isaías 42:1 El mensaje de Juan era confrontativo pero también conmovedor para el judío humilde. Por esto es que venían a él al Jordán para ser bautizados en arrepentimiento y preparación para la venida del Libertador, Mesías y Rey. “En aquellos días vino Juan el Bautista predicando en el desierto de Judea y diciendo: Arrepentíos, porque el reino de los cielos se ha acercado.” Mateo 3: 1,2 Este mensaje del Reino tenía algunas implicaciones muy serias que parece que la Iglesia ha olvidado y que Jesús nos las quiso recordar al darnos luz sobre la gran señal de su Segunda Venida: La predicación del Evangelio en todas las Naciones antes del fin. Amén. Lo curioso es que El fue claro y específico; el dijo: El

Apóstol Rony Chaves Lo que sigue es sólo una orientación fundamental para ayudarte a testificar a tus familiares y amigos y ser un ganador de almas, a la vez que podrás luego enseñar a otros para que hagan lo mismo. A.CONSIDERACIONES PREVIAS a.Recuerda que tu responsabilidad es sólo presentar el mensaje de salvación de la mejor manera posible. No es tu tarea o responsabilidad convertir a la gente. La salvación de una persona es algo sobrenatural, que requiere del poder sobrenatural de Dios (Zacarías 4:6), y no depende de la elocuencia o la capacidad humanas. b.Aunque vas a aprender algunos principios y pautas para testificar, y debes hablar del Señor en toda oportunidad que se te presente, también debes DEPENDER DE LA DIRECCION DEL ESPIRITU SANTO para determinar la persona, el momento apropiado y las palabras apropiadas para que tu testimonio tenga la mayor efectividad. c.ORA de manera definida por la obra del Espíritu Santo sobre la persona antes, durante y después de testificarle d.HAZLO CON AMOR Y PACIENCIA. e.NUNCA DISCUTAS! Las discusiones nunca ayudan a ganar a las personas sino a alejarlas de Cristo. Podrás ganar la discusión, pero habrás perdido un alma. f.NO TE DESANIMES si algunos no aceptan tu testimonio, o no se convierten. Otros lo harán. Sigue orando e insiste. No te están rechazando a ti, sino a Cristo. Recuerda la oración de Jesús en favor de los que le crucificaban: “Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen”. B. COMO COMENZAR a.INTERESATE POR LA VIDA DE LA PERSONA a quien testificas. Quizás tengas que comenzar hablando de temas generales o seculares. b.INTRODUCE GRADUALMENTE EL TEMA ESPIRITUAL, de una manera natural y no forzada. Si notas que la persona no quiere entrar en el tema, no insistas. Ora que Dios te de otra oportunidad.

evangelio del Reino. Amén. Jesús no señaló cualquier evangelio, sino que en forma determinante enfatizó el término Reino para calificar y definir cuál evangelio será predicado al fin de los tiempos. Definitivamente debemos conocer este Evangelio del Reino. CARACTERÍSTICAS DEL EVANGELIO DEL REINO 1-Llama al arrepentimiento sincero y voluntario. 2-Provoca la confesión de pecados. 3-Trae rendición total al Señor. 4-Establece lo prioritario de Dios en el hombre. 5-Es confrontador del individualismo humano. 6-Es teocrático, no democrático. 7-Destruye la anarquía y la independencia en el hombre. 8-Mueve a una vida dependiente del Espíritu Santo. 9-Destruye los ídolos organizacionales y humanos. 10Produce humildad y sujeción total. 11-Destruye la egolatría y exalta a Cristo. 12-Llama a reconocer a Jesús como Señor para tenerlo como Salvador. 13-Demanda obediencia total a los diseños del Reino. 14-Reconoce a Jesús como Señor, Salvador, Soberano y Máxima Autoridad. 15-Demanda dar frutos de arrepentimiento. 16- Demanda todo, hasta la vida por el Señor. 17- Hace de Jesús el Rey del hombre. 18-Destruye la religiosidad y el fariseísmo. 19-Demanda la manifestación de señales con poder. 20- Provoca a la adoración total. 21- Confronta el humanismo y el intelectualismo. 22- Demanda respeto al orden divino. 23- Tiene modelo apostólico y profético. 24- Es Cristocéntrico. Las “Enseñanzas de jesús” Para entender profundamente las implicaciones del Evangelio del Reino, tenemos que estudiar la vida de Jesús; El fue un radical. “Y Jesús le dijo: Ninguno que poniendo su mano en el

Evangelicemos 17

Apóstol Rony Chaves

arado mira hacia atrás, es apto para el reino de Dios.” Lucas 9: 62 Jesús fue el modelo de hijo apto para el Reino. Él nunca nos pondría una demanda o desafío que El mismo no hubiera llevado. Su demanda era y es total. Amén. “Los discípulos se asombraron de sus palabras; pero Jesús, respondiendo, volvió a decirles: Hijos, ¡cuán difícil les es entrar en el reino de Dios, a los que tienen riqueza! Más fácil es pasar un camello por el ojo de una aguja, que entrar un rico en el reino de Dios.” Marcos 10: 24-25 Jesucristo fue fiel a Su enseñanza, El fue fiel y obediente al Padre en todo. La Autoridad, Señorío y Soberanía del Dios–Padre fue aceptado y respetado totalmente por El. “Respondió entonces Jesús, y les dijo: De cierto de cierto os digo: No puede el Hijo hacer nada por sí mismo, sino lo que ve hacer al Padre, porque todo lo que el Padre hace, también lo hace el Hijo igualmente.”Juan 5:19 Jesús fue totalmente obediente y sumiso a la voluntad del Padre, aún hasta la muerte en la cruz. El vivió el Reino y para establecer el Reino. Su prioridad fue el Reino y trabajó entregando todas sus fuerzas y aún su vida para poner sus fundamentos en la tierra. “No puedo yo hacer nada por mí mismo; según oigo, así juzgo; y mi juicio es justo, porque no busco mi voluntad, sino la voluntad del que me envió, la del Padre...” Juan 5: 30 Dentro de las enseñanzas de Jesús, la del Reino era la más importante. Era en realidad Su meta. Al enseñar a sus discípulos, les dio un modelo de oración en el Padre Nuestro. En el mismo, les enseña a reconocer la grandeza de Dios, Su Majestad y Dignidad de Soberano de los Cielos: “Vosotros, pues, oraréis así: Padre nuestro que estás en los cielos. Santificado sea tu nombre.” Mateo 6:9 Esto es un acto de adoración que todo creyente debe realizar; reconocer la Máxima Autoridad del Universo. Después de hacerlo, Jesús nos lleva a la petición, más importante: “Venga tu Reino. Hágase tu voluntad, como en el cielo, así también en la tierra.” Mateo 6:10 Es como que Él, les enseña su secreto de poder: La oración; pero la oración específica que pide la venida del Reino. Podemos ver este detalle que Jesucristo

está diciendo a sus discípulos entre palabras: Si quieren el poder, tendrán que vivir bajo los principios del Reino, como yo lo hago. Aleluya.

LA GRAN COMISIÓN “Por tanto, id y haced discípulos a todas las naciones, bautizándolos en el nombre del Padre, y del Hijo y del Espíritu Santo; enseñándoles que guarden todas las cosas que os he mandado, y he aquí yo estoy con vosotros todos los días hasta el fin del mundo.” Mateo 28: 19-20 Después de resucitar Jesús ordenó a sus discípulos ir y hacer discípulos por las naciones. Les comisionó enseñarles las cosas que El les había mandado a ellos. Esta sería la garantía de tener Su Presencia con ellos siempre. En el libro de Marcos, Jesús les indica qué debían enseñar o predicar en las naciones. Amén. “Y les dijo: Id por todo el mundo y predicad el evangelio a toda criatura.” Marcos 16: 15 Esa enseñanza o evangelio, no era una doctrina cualquiera, suave o liviana. No, ese evangelio o doctrina ya estaba definido; este fue llamado por Jesús: El Evangelio del Reino. Amén. Jesús pasó los momentos más importantes de su ministerio afinando Su enseñanza con sus discípulos después de Su resurrección. Esta sería su herencia o legado; nuestro verdadero Testamento. El invirtió tiempo para dejarle a la Iglesia la doctrina que debía creer, seguir y predicar. “ ... después de haber dado mandamientos por el Espíritu Santo a los apóstoles que había escogido; a quienes también, después de haber padecido, se presentó vivo con muchas pruebas indubitables durante cuarenta días y hablándoles acerca del reino de Dios.” Hechos 1:2-3 No cualquier evangelio, Iglesia; no, debemos predicar el Evangelio del Señorío de Cristo; el Evangelio del Reino. Amén

CÓMO PRESENTAR EL EVANGELIO c.DA TU TESTIMONIO PERSONAL en forma breve, recalcando los aspectos positivos, y dando siempre el primer lugar al Señor.

daño a nadie. Sin necesidad de decirle que está equivocado (a), reconociendo lo importante que es todo esto, puedes comenzar a presentarle el plan de salvación con todo el entusiasmo que el Espíritu Santo ponga en tu corazón. D.UN BOSQUEJO DEL EVANGELIO Aprende de memoria este bosquejo, pero considéralo siempre sólo como una ayuda. Mantente flexible para variarlo según te dirija el Espíritu Santo, y de acuerdo con el desarrollo del diálogo y a las reacciones de la persona. De preferencia usa la Biblia, haciendo que la persona lea los versículos por ella misma. Trata de añadir otros versículos similares de tu propia “cosecha”, los que harán tu testimonio más auténtico, personal y variado.

C.LAS DOS PREGUNTAS DE DIAGNOSTICO Si no conoces a la persona, estas dos preguntas te ayudarán a descubrir con mucha probabilidad su verdadera condición espiritual. Si la conoces y sabes que no ha nacido de nuevo, te pueden ayudar a entrar en el tema. Puedes variar las palabras, pero manteniendo la idea principal. a.Si murieras hoy, ¿estás seguro (a) de que irías al cielo? Si responde que no está seguro (a), puedes contarle cómo tú tampoco lo estabas, hasta que descubriste por la Biblia que sí era posible estar seguro. Si te responde que si está seguro, no lo contradigas. Entonces añade la siguiente pregunta. b.Supongamos que mueres esta noche y tienes que presentarte ante Dios. si El te preguntara: “Por qué debo permitirte entrar al cielo?”, ¿qué le responderías? Si da cualquier otra razón que no sea la fe en la obra de Cristo en la cruz, sabes que probablemente no ha nacido de nuevo. Es muy común que estén confiando en sus buenas obras, o en que no hacen

El bosquejo a.Dios ama al ser humano Juan 3:16: “Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo Unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, más tenga vida eterna”. b.Pero el hombre es pecador Romanos 3.23: “Por cuanto todos pecaron, y están destituidos de la gloria de Dios”. c.Y el pecado tiene un castigo Romanos 6:23 “Porque la paga del pecado es muerte, más la dádiva de Dios es vida eterna en Cristo Jesús, Señor Nuestro”. d.Pero Cristo sufrió nuestro castigo Romanos 5:8: “Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros. e.Por eso nuestra salvación es gratuita Efesios: 2: 8-9: “Porque por gracia sois salvos por medio de la fe, y esto no de vosotros, pues es don de Dios; no por obras, para que nadie se gloríe”. f.Debemos recibir a Cristo como nuestro salvador Juan 1:12: “Más a todos los que le recibieron (a Cristo), a los que creen en su nombre, les dio

“...sobre los enfermos pondrán sus manos y sanarán” Marcos 16:18

potestad de hacerse hijos de Dios”. g.Y reconocerlo como el señor de nuestra vida Romanos 10: 9 “Que sí confesares con tu boca que Jesús es el Señor, y creyeres en tu corazón que Dios le levantó de los muertos, serás salvo”. E.GUIÁNDOLO A LA DECISION Este es el momento culminante de la presentación del Evangelio. Debe hacerse en oración, pidiendo que el Espíritu Santo obre en el corazón de la persona. Las preguntas que siguen son sólo modelos o ejemplos. a.La pregunta calificadora -“¿Has entendido bien lo que Cristo ha hecho por ti?” -“,Te das cuenta de que Cristo quiere entrar en tu vida como tu Salvador y Señor; perdonar todos tus pecados y darte vida eterna?” Si la respuesta es afirmativa, prosigue a b.La pregunta de decisión -“,Quieres confiar solamente en Cristo para el perdón de tus pecados y para tu salvación?” -“,Estás dispuesto a arrepentirte de tus pecados y seguir a Cristo?” -“,Quieres recibir a Cristo como tu Salvador y como el Señor de tu vida?” Si la respuesta es afirmativa, pídele que repita contigo. c.La oración de decisión, con palabras como éstas. “Señor Jesús, reconozco que soy pecador (a), y que necesito tu perdón. Me arrepiento de mis pecados. Creo que pagaste por ellos al morir en mi lugar, pero que luego resucitaste y que vives para siempre. Te invito a entrar en mi vida como mi Salvador personal. Te reconozco como el Señor de mi vida. Recibo la vida eterna que me ofreces. Gracias, Señor”. Por favor usar esta oración solo de modelo y deja al Espíritu Santo que te use en oración; no conviertas esto en un rezo. Termina orando por la persona. Dale confianza y reafirma la seguridad del perdón de sus pecados y de la vida eterna, dando gracias, y la gloria a Dios.


LA GUÍA PROFÉTICA DEL AÑO 2019 (5779: AYIN-TET) “ EL AÑO DE DIOS PARA LA REINVENCIÓN DE SU IGLESIA”

EL NUEVO AÑO BÍBLICO 5779 (AYIN-TET) CORRESPONDE AL AÑO 2019 DE NUESTRO CALENDARIO OCCIDENTAL MODERNO Debemos repasar con seriedad algunas verdades de interpretación de los tiempos proféticos para tener más propiedad y entendimiento sobre el mover actual del Espíritu Santo en medio de las Naciones. Esto nos ayudará para conducir con Sabiduría al Pueblo del Señor en su caminar por la tierra. LA IGLESIA DE JESUCRISTO Y LA DOBLE BENDICIÓN DEL ALTÍSIMO El pueblo cristiano es privilegiado por Dios. Con libertad y revelación podemos disfrutar de la Guía Profética para cada año que se inicia, según nuestro calendario occidental imperante en la Región con las palabras proféticas traídas por los Profetas reconocidos de la Iglesia, y además, probar de la verdad profética activada con el comienzo de cada año bíblico en Israel, con el surgimiento del Año Nuevo Bíblico ( Rosh Hassaná), en esta ocasión, con el atardecer del día 9 de Setiembre del 2018. Con el nacimiento del año nuevo en Tierra Santa, que según el Calendario Hebreo corresponde a su año civil 5779, podemos disfrutar en occidente, de los beneficios y del poder de las profecías activados para el año 5779 (que incluye al 2019 nuestro). En el caso específico de los creyentes en Cristo Jesús, debemos estar listos con alegría y grandes expectativas para recibir en este final del 2018, lo que ya está desatado en el aire desde el inicio del Nuevo Año Bíblico 5779 (2019). EN EL TIEMPO EXACTO RECIBIREMOS LA BENDICIÓN DEL ETERNO Antes de entregarte los múltiples beneficios de la verdad profética activada ya para este 5779 (AYINTET); repasemos lo que ya nos fue dado por el Señor desde los inicios de la década vigente (20102019): Con el surgimiento del año bíblico 5770 (año 2010), el Dios Todopoderoso activó en el planeta “la Década del Profeta”, conocida tan bien como “década del Ayin”, letra hebrea que representa el número 70 y cuyo símbolo profético es UN OJO y significa VISIÓN O LA CAPACIDAD DE VER; esto define AL VIDENTE DE DIOS POR EXCELENCIA, ESTO ES, AL PROFETA. Es en esta Década en la cual deberíamos esperar que Jehová mantendría la constante de un poderoso fluir profético en todas las áreas del desarrollo humano, y que se incrementaría con el transcurrir de los años para impulsar la tarea entre los pueblos realizada por los Profetas, estableciendo y consolidando las Escuelas y Congresos Proféticos, los Grupos Proféticos de Música e Intercesión, y los Equipos Proféticos de Artes, los Presbiterios Proféticos, etc. ESTA HA SIDO LA DÉCADA DE LA MAYOR BENDICIÓN Y FLUIR PROFÉTICO DEL ESPÍRITU SANTO Dios nos ha dado cada año de esta década y con un aumento progresivo al paso de los meses, las siguientes bendiciones proclamadas: 1-Grandes y novedosas puertas abiertas de oportunidad para aquellos hijos de Dios que tengan la fe y la confianza en el Creador Hacedor de los milagros. 2- Un inusual y sobrenatural incremento o “ medida extra “ para nuestra cosecha financiera, al guiarnos a “sembrar” con generosidad los diezmos, las primicias, las ofrendas regulares y las de pacto al Altísimo. 3- Un mejor posicionamiento en la Sociedad, con un mayor y nuevo nivel de autoridad e influencia para realizar con efectividad nuestro ministerio. 4- Un más alto nivel de salud y gran fortaleza para nuestro caminar en la vida cristiana. 5-Un mayor aumento en la demostración y expresión de la indubitable sobrenaturalidad y milagros de Dios. EL CALENDARIO BÍBLICO Antes de entregarte la Guía Profética 2019 (5779) es importante repasar conceptos ya emitidos que nos serán de gran ayuda para un claro y un correcto entendimiento de las profecías y de los tiempos presentes: A pesar de que el Calendario Judío tiene su base en Fundamentos Bíblicos, al paso de los años incorporó celebraciones y fiestas que no tienen ninguna relación con las Sagradas Escrituras y que son eventos a celebrar cada año en fechas específicas como parte de la historia nacional de Israel, nosotros debemos ver con el respeto debido estas fechas, pero también con sumo cuidado y con un análisis responsable, para no caer en errores de fanatismo nacional, político o religioso. Ejemplos de esto son los días para conmemorar la Independencia de Israel, el Holocausto Judío, la Reunificación de

Jerusalem, etc. El calendario hebreo, no es en su totalidad el Calendario Bíblico, esto, en virtud de que el pueblo israelita no reconoce las festividades del Cristianismo (las neotestamentarias). Cuando mencionamos el Calendario Bíblico, estamos haciendo alusión directa a las fechas que dentro del Calendario hebreo corresponden a las Fiestas que Jehová ordenó celebrar cada año en Israel y que contenían un mensaje profético que aludía a la Obra del Mesías en su aparición en Israel. Sin Jesús, estas fiestas son mera religión o simples ceremonias. Con Jesús, las Fiestas tuvieron su cumplimiento, y hoy nos sirven de mucho para enriquecer nuestro entendimiento profético de Su Obra gloriosa de muerte y resurrección, pero erróneo es atribuirle una vigencia como la que tuvo en los tiempos antiguos como si el Mesías Redentor no hubiese venido ya a cumplir cada una de éstas. Los anuncios proféticos de las Fiestas ya se cumplieron en Jesús. Este es el grave y serio peligro del movimiento mesiánico actual, el hacer creer al mundo que guardando ceremonias y días de fiesta lograremos la Salvación. EL CALENDARIO DEL ESPÍRITU SEGÚN EL ESPÍRITU SANTO “Hace ya varios meses atrás, el Señor irrumpió en mi cuarto en mi tiempo de oración y me habló claramente mientras preparaba una Guía Profética del Año 2018 y me dijo: “Hay un Calendario mío del cual nunca se habla”. Mi atención fue totalmente tomada por Él con Su afirmación y presuroso pregunté: “ ¿cuál es ese Calendario Señor?”. De inmediato el Altísimo me respondió:” Ese es el Calendario Kairos de mi Espíritu, son los tiempos y agendas que yo tengo para mis hijos y para mi Pueblo y que sólo activo YO. Esos tiempos KAIRÓS diseñados por mi Espíritu no dependen de los calendarios de las naciones ni de fiesta alguna; YO los activo cuando quiero, en el año, mes y día que yo quiero. Es el Calendario de mi Espíritu. Todos los principios que les di en mi Palabra y en mis Fiestas fueron un mentor o ayo-conductor para que aprendan a moverse en mi Tiempo Kairos, el cual puede ser ahora mismo. “Queridos hijos del Altísimo, recordemos que nuestro tiempo sí que está determinado por los “tiempos establecidos por el Espíritu Santo de Dios”. EL AÑO 2019 (O AŃO 5779 - AYIN TET) EL AÑO DE LA VIDA DE DIOS MANIFESTADA EL AÑO DE LA RENOVACIÓN ESPIRITUAL El Año Bíblico se ha iniciado ya (5779) y corresponde al 79 y está definido por las letras AYIN TET (AYIN: 70 y TET: 9). El número y letras indican: A- La letra TET se relaciona con el barro, y la arcilla, con la rueda y la vasija; el 5779 será un Año de Reinvención y de Renovación Divinas. B- La letra TET se relaciona en la Biblia con el número 9, número identificado con la gestación de la vida. El 2019 será conocido como un “TIEMPO DE LA VIDA DE DIOS “. Muchas y grandes visiones y Proyectos nacerán en este año. La letra TET representa la buena vida que Dios ha preparado para Sus hijos. C- La letra TET tiene en el hebreo una connotación positiva de bondad, y de algo bueno o beneficioso . El Año 5779 será un año “ bueno en gran manera “ para los hijos de Dios y para la Creación. El significado de la letra TET tiene a su vez una demanda para el cumplimiento de la bendición, y es que, para recibir la cosecha del Eterno, debemos mantenernos en total sujeción al Espíritu y en Adoración plena al Padre; si esto hacemos, el fruto y los dones del Espíritu se manifestarán con Poder. Será un Año de gran Cosecha para el Pueblo fiel de Jesús. D- La letra TET nos anuncia un “ tiempo de batalla y de victoria a la vez contra la serpiente “ . Mujeres que permanezcan sometidas y obedientes al Espíritu de Dios experimentarán grandes victorias contra satanás y sus huestes. E - La letra TET también conlleva en su significado las palabras “ juicio y elección “. Esto significa que en el 2019 el Altísimo Dios nos dará la gran oportunidad nuevamente de elegir entre lo bueno y lo malo; entre lo correcto y lo incorrecto. Esta elección determinará el trato de Dios; es decir, Sus juicios; sea para bien o para castigo de hombres y de naciones. F - ESTE SERÁ EL AÑO DE LA REINVENCIÓN DE DIOS EN LA IGLESIA LA GUÍA PROFÉTICA DEL AÑO 2019 (ANO BÍBLICO 5779) La correcta Guía Profética del Señor, debe ser para nosotros una fuerza o eje direccional que nos ha de guiar a fluir en el fresco Mover del Río del Espíritu en el año 2019 (5779), para entonces así, aprovechar

al máximo las directrices divinas y las revelaciones proféticas anunciadas por Él sobre los tiempos que el Altísimo nos da, para maximizar e impulsar los proyectos ministeriales y familiares del Nuevo Año que está a punto de comenzar en nuestros calendarios; el 2019. La Guía Profética es la aplicación práctica y real de las Revelaciones Proféticas desatadas por Dios cada año Bíblico a nuestro propio contexto geográfico, nacional y ministerial. Esta es la Palabra Profética de Revelación que nos ha dado Jehová para compartir con nuestros “ hijos ministeriales y amigos “ de cómo fluirán las aguas en el Río del Espíritu en el Año 2019 (5779): 1-UN AUMENTO SUPERLATIVO EN LA MANIFESTACIÓN SOBRENATURAL DE DIOS Y DE SUS MILAGROS Las crisis que están golpeando a muchos países cada día, no cesarán: tormentas, huracanes, terrorismo, trata de blancas, corrupción, pestes, narcotráfico, violencia, etc. Estas crisis son como lazarillos que guían a los ciegos en su caminar; estas crisis nos están llevando a una mayor dependencia del Espíritu Santo y a una mayor manifestación de Su gran PODER Y SOBRENATURALIDAD en cada circunstancia, tiempo y lugar. En el 2019, Dios multiplicará, diversificará y expandirá la Ola de MILAGROS y SANIDADES en las naciones para mostrar Su Grandeza. Si quieres tener éxito en tu Ministerio, enseña y predica sobre la CAPACIDAD DE DIOS DE HACER MARAVILLAS, Él se moverá honrando Su Palabra con SEÑALES. 2- EL PODER PROFÉTICO DE LOS MILAGROS SERÁ LLEVADO A SU MAYOR DIMENSIÓN DEMOSTRATIVA EN EL 2019 El Señor me ordenó cerrar el 2018 haciendo Giras y Cumbres Apostólicas de Activación Profética del Poder de los Milagros y de Sobrenaturalidad por muchas ciudades; y éstas también se harán en los primeros meses del 2019. Debemos recordar que el 2019 o 5779, es el Año que cierra la DÉCADA DEL PROFETA, por lo tanto, nuestro Dios hará en el Nuevo Año UNA EXTRAORDINARIA DEMOSTRACIÓN DE SU INFINITO PODER PARA HACER MILAGROS Y PRODIGIOS PARA SU PUEBLO Y ENTRE SU PUEBLO. EL PODER PROFÉTICO DE LOS MILAGROS DE DIOS CRECERÁ PODEROSAMENTE EN EL 2019 (5779). 3- EL MOVER PROFÉTICO DEL ESPÍRITU IRÁ EN AUMENTO Por cuanto el 2019, es aún parte del período de años conocido como la “Década del Profeta”; en este año 2019, el MOVER PROFÉTICO DEL ESPÍRITU crecerá aún más, y será conducido a un altísimo nivel de EXPRESION DIVINA. LA PROFECIA Y LAS MANIFESTACIONES PROFÉTICAS se incrementarán aún más y llegarán a una de sus más impresionantes expresiones de Poder e Influencia entre los pueblos. Será un AÑO de muchas y GRANDES CUMBRES APOSTÓLICO-PROFÉTICAS, de variadas CONSULTAS PROFÉTICAS REGIONALES (Artes, Política, Economía, etc.), y de muchas ESCUELAS PROFÉTICAS ESPECÍFICAS Y DIVERSIFICADAS. El Río Profético del Espíritu fluirá de manera profusa y poderosa entre nuestras naciones a través de la Iglesia del Dios Viviente. 4- LAS CRISIS SERÁN UNA TIERRA FÉRTIL DE OPORTUNIDADES. A-UNA OLA DE EMPRENDEDURISMO SE ACTIVARÁ ENTRE EL PUEBLO DE DIOS COMO SALIDA DE LAS CRISIS Ante tantas crisis económicas, políticas y sociales existentes hoy en medio de nuestros pueblos, El Altísimo desatará con mayor fuerza en el 2019 una Poderosa Unción de Activación de Poder Empresarial sobre las mujeres y sus Familias. Como sucedió en los días de Elías y la viuda de Sarepta de Sidón (1 Reyes 17), la Unción Profética operará y activará a muchísimas mujeres de Dios (y también a muchos varones) hacia la prosperidad empresarial. Ellas serán conocidas en el Cielo y en la Tierra como “LAS EMPRENDEDORAS COMERCIALES PROFÉTICAS “ del Siglo XXI. B- LA MUJER SERÁ LA GRAN SEÑAL DE LOS TIEMPOS EN EL AŃO 2019 (5779), DIOS LAS USARÁ DE UNA MANERA IMPRESIONANTE C- EN EL CAMPO ECONÓMICO SUCEDERÁ

QUE LAS CRISIS DE UNOS SERÁN LAS OPORTUNIDADES DE OTROS. LA GENTE FIEL EN EL REINO COMPRARÁ TERRENOS Y EDIFICIOS POR CASI NADA ( A PRECIO DE PAJA .DEBEMOS ESTAR ATENTOS A LAS OPORTUNIDADES DE DIOS. 5- PUERTAS ABIERTAS Y GRACIA DIVINA PARA LOS EVENTOS CRISTIANOS EN ISRAEL El Eterno Jehová ha iniciado ya un nuevo ciclo de Su Favor y Prosperidad con Israel, Él dará un mayor esplendor en el 2019 a Israel, para levantarle muy alto como la señal que la iglesia y el mundo deben mirar antes de la Consumación de los Tiempos. En el 2018, al celebrarse los 70 años de la constitución oficial del Estado Libre de Israel, se dio el inicio de un Ciclo Nuevo de Restauración Nacional para Israel. Apertura y Favor de Dios vienen para que los Ministros ungidos de Dios en estos días, con sus Equipos y Ministerios organicen diversos eventos Apostólicos en las ciudades de Tierra Santa y especialmente en Jerusalén. 6-SE INCREMENTARÁN LOS ALTARES REGIONALES DE ADORACIÓN Y DE ALABANZA PARA JESÚS EN EL 2019 ( 5779 ) El nuevo año 5779 ( y 2019 ) será un año de mucha adoración a Jesús y con muchísimos movimientos de Adoración y Alabanza al Altísimo por toda la tierra. Miles de miles de Altares de Exaltación al Señor y Rey de las naciones, Jesucristo, serán organizados por doquier en muchas ciudades y regiones del mundo; esto aumentará la manifestación de la Gloria y el Poder de Dios; especialmente en los países de América Latina. 7- CONTINUARÁ LA ACTIVACIÓN DEL AVIVAMIENTO PARA NORTE AMÉRICA Desde el 2017 se inició un nuevo período de la Gracia de Dios sobre los Estados Unidos. Avivamientos parciales y regionales están siendo iniciados por el Espíritu Santo para llevar al pueblo norteamericano a una búsqueda mayor de Su Presencia y de Su Poder. Viene un tiempo especial donde miles de miles serán salvados y los Milagros volverán a las iglesias americanas. Dios con esta Profecía es reiterativo y vehemente cada año. 8-EL 2019 ES EL AÑO DE LA VIDA Y DE LA RENOVACION DEL SEŃOR La letra TET es la novena del alfabeto hebreo, por lo cual se le asigna el valor numérico de 9. La letra TET está relacionada con la gestación de la vida humana (por los 9 meses del embarazo de la mujer), esto es, “ el tiempo de la vida “. Este será un AÑO DE RENOVACIÓN ESPIRITUAL PARA MUCHOS Y DE GRANDES Y NUEVOS COMIENZOS PARA LOS QUE HAN SIDO FIELES A DIOS. 9 - EL AÑO 2019 (EL 5779) SERÁ CONOCIDO COMO EL AÑO DE DIOS PARA LA REINVENCIÓN DE SU IGLESIA Y DE SUS MINISTROS Reinvención es iniciar de nuevo el proceso de Invención para lograr mejorar o producir algo mejor o más refinado que la primera vez. Al anunciarnos Dios una Reinvención entre Su Pueblo, está queriendo decir que tenemos la imperiosa necesidad de sufrir un proceso de cambio, de innovación, de refinamiento, de mejora, de modificación y de perfeccionamiento; y para eso debemos pensar, imaginar, planificar, concebir, idear, esbozar, bosquejar y descubrir lo nuevo de Dios según Sus Diseños Proféticos y Apostólicos revelados en el Nuevo Testamento. Definitivamente lo que Dios anuncia no es un proceso psicológico o de pensamiento meramente, Él está hablando de un proceso de cambios, de renovación y de transformación revolucionadora basada en la Revelación del Altísimo a través de Su Palabra escrita. Este proceso de Reinvención Divina ha empezando ya con este nuevo año 5779 (2019). IMPORTANTE ES SEÑALARLE A MI QUERIDO LECTOR QUE CON LA CULMINACIÓN DE LA DÉCADA DE LA VISIÓN O DEL PROFETA, Y CON LA APARICIÓN EN EL PRÓXIMO AÑO DEL AÑO 5780 ( 2020 ), SE INICIARÁ UNA NUEVA DÉCADA, LA DÉCADA DE LA PALABRA O DE PEI, LA CUAL SERÁ LLAMADA “LA DÉCADA DEL EVANGELISTA”, ESTOS SERÁN DIEZ AÑOS EN LOS CUALES PODREMOS DECLARAR O HABLAR PROFÉTICAMENTE LO QUE DIOS NOS PERMITA VER EN VISIÓN PARA ESTABLECERLO Y TRAERLO A EXISTENCIA MEDIANTE EL PODER CREADOR E INNOVADOR DEL ESPÍRITU SANTO. Apóstol Dr. Rony Chaves A los Pies de Jesucristo


Arpas y Copas - Diciembre 2018  
Arpas y Copas - Diciembre 2018  
Advertisement