Page 177

Pensar Ambiental y Social

enmarcada en unos fuertes principios éticos y con la idea de buscar fundamentalmente el beneficio común más que el particular. Por el otro lado, dado que en la búsqueda de un desarrollo sostenible, o mejor de sostenibilidad ambiental, se han construido socialmente prácticas de uso sostenible de recursos locales, que han sido adaptadas, adoptadas y validadas por los colectivos (desarrollo sustentable99). Dichas prácticas, redundan en el mejoramiento de una calidad de vida y de unas condiciones de bienestar, no sólo de los individuos sino fundamentalmente de los colectivos. Estas prácticas obedecen fundamentalmente a dos aspectos interrelacionados y relativamente simultáneos: el primero, a un modo distinto de concepción de desarrollo, de cómo se piensan los sujetos como actores y constructores de su propia realidad, así como de la forma de relacionarse con el resto de la naturaleza y con la construcción del territorio. El segundo, a procesos de organización y participación comunitaria, a la consolidación de capacidad instalada en la propia comunidad y a la búsqueda de desarrollo endógeno local y/o regional. 1.3.4. Cuarto: El plano ambiental sigue relegado. El cuarto aspecto, es que el plano ambiental en el contexto político, tanto global, como local-regional-nacional, sigue relegado a terceros y cuartos niveles. Lo cual hace que la gestión ambiental pública sea caracterizada por su carácter reactivo. Esto debido a que lo ambiental, aún no forma parte de los intereses fundamentales que orientan la acción humana y las decisiones políticas, dado que como es conocido, en gran parte de la cultura que fundamentalmente se 99 Para algunos académicos desarrollo sostenible y desarrollo sustentable no tienen diferencia, son considerados sinónimos. Sin embargo, los orígenes de los términos son diferentes, así como el pensamiento que da origen y fundamento, a la igual que sus connotaciones e implicaciones. De forma esquemática, esto puede ser expresado sintéticamente así: El primero surge desde el movimiento ambientalista que asume los lineamientos del desarrollo a partir del incremento paulatino del crecimiento económico, por tanto, está basado en los preceptos del neo-liberalismo y del capitalismo, aunque busca minimizar los impactos ambientales que se producen en el proceso. Esto obedece a una lógica de arriba hacia abajo (vertical), de lo macro al a lo micro, de lo mundial a lo local; basada en la competencia. El sustentable, surgió fundamentalmente desde una lógica más ecologista, con una posición basada en una construcción social local de conocimiento aplicado a prácticas de uso sostenible, buscando la sostenibilidad de los ecosistemas, así como la organización y la participación de la comunidad de base y esencialmente el desarrollo endógeno basado en la cooperación; es una propuesta de desarrollo alternativo básicamente surgida desde Latinoamérica, que tiene una lógica más horizontal, de lo micro a lo macro, de lo local hacia lo global. Ambos sostenido y sostenible, como lógicas diferentes, se construyeron paralelamente como propuestas para salirle al paso a la problemática ambiental y al incremento de los procesos insostenibles después de la segunda mitad del siglo XX, sin embargo, adquirieron nombre hasta finales de la década de los ochenta del siglo pasado. Después del informe Brundtland (1987), pero principalmente después de La Cumbre de Río de Janeiro (1992) el término sostenible adquirió mayor fuerza y se posicionó en el discurso ambiental. El problema radica en que junto con el posicionamiento del término, se posicionó una lógica. Es de resaltar y reiterar que lo esencial no es la discusión alrededor de su denominación, sino la lógica y posición como visión de mundo y como posibilidad de construcción social, por tanto independiente de uso de los términos sostenible o sustentable, lo fundamental es la idea de sostenibilidad ambiental basada en la interrelación de las dimensiones social, ecológica y económica con fines de desarrollo endógeno alternativo y basado en prácticas de uso sostenible de los recursos locales, teniendo en cuenta las particularidades del contexto y realizado a partir de la cooperación —esto no debe ser reducido a interpretaciones ecologistas—, lo cual es claramente diferente de los que se busca imponer desde las políticas macroeconómicas hegemónicas.

177

Profile for Editorial USC Universidad Santiago de Cali

Pensar ambiental y socialCompilación de artículos en educación ambiental  

En el presente escrito se sustenta el sentido que tiene la educación ambiental como estrategia para la formación de una cultura ciudadana en...

Pensar ambiental y socialCompilación de artículos en educación ambiental  

En el presente escrito se sustenta el sentido que tiene la educación ambiental como estrategia para la formación de una cultura ciudadana en...

Advertisement