Issuu on Google+


Carta Editorial Navidad y fin de año: son fechas en las que deberíamos reflexionar, ¿a dónde vamos? ¿Es allá donde queremos ir? ¿Estamos haciendo lo que corresponde para llegar? ¿Y qué hay de la paz y el amor que Cristo nos enseñó? En ciudades alborotadas como Quito, en países divididos como Ecuador, con un importante crecimiento económico gracias a la incorporación de gran parte de la población al consumo. Justo al revés de España y otros países que llevan muchos años vendiendo (exportando) menos de lo que necesitan. ¿Será que nuestro presidente reflexiona y sigue haciendo todas las cosas buenas que hace, pero con un hálito de conciliación? En los editoriales de este mes, la Doctora Inés María Baldeón reflexiona en que el sentido común no siempre es el más común de los sentidos. Con su estilo particular, comenta sus experiencias y cómo le sorprende la falta de claridad en la actuación de las personas en temas cotidianos y en situaciones de mayor trascendencia. Desde Loja una importantes visión: la docente de la Universidad Técnica Particular de Loja, Ximena Torres Suárez, analiza el tema de la educación como un derecho fundamental. Concluye que es primordial contar con un sistema que incluya: evaluación, acceso y formación en igualdad de condiciones para todas y todos y así propender en el futuro a una verdadera equidad de oportunidades. El Doctor Jhon Ojeda Guamán es un invitado especial en esta ocasión, pues sugirió en una carta al Director considerar un homenaje a la señora Nela Martínez por el centenario de su nacimiento. Acogiendo su recomendación y con su colaboración nos presenta un perfil de la mujer que luchó por la igualdad de nuestra América morena. Una vez que culmina un año más de publicación, TRIBUNA DEMOCRÁTICA desea a sus lectores paz y esperanza en Navidad y el nuevo 2013. Muy atentamente, MANUEL MEJIA DALMAU Presidente del Directorio mmejia@corpmyl.com Corporación MYL / www.corpmyl.com 3


Tribuna Democrática es una sección de Novedades Jurídicas, que incorpora el pensamiento de destacados intelectuales, con el objeto de ilustrar a nuestros lectores sobre temas de variada naturaleza y contribuir al progreso de la sociedad ecuatoriana. En este espacio se respeta la pluralidad de posiciones, aun en temas polémicos con los que podemos discrepar. En resumen, pretendemos poner en práctica la libertad de expresión, derecho fundamental en un Estado Democrático.

NOVEDADES JURÍDICAS es una publicación de EDICIONES LEGALES EDLE S.A. Dirección y Suscripciones: Ambato: Av. Rodrigo Pachano s/n y calle Montalvo esq. Edificio Ficoa Park, oficina No. 209 • PBX: 242-5697 Guayaquil: Circunvalación Sur 504 y Ébanos • PBX: 238-7265 Quito: Los Cipreses N65-149 y Los Eucaliptos • PBX: 248-0800

Director:

Ernesto Albán Gómez

Comité Editorial:

Karina Carrasco V. Manuel Mejía D. Santiago Mejía R. Katty Muñoz V. Eugenia Silva G. Patricia Solano H.

Arte, diseño e impresión:

IMPRESORES MYL

Legal & Business Center Quito: Av. 6 de Diciembre N23-49 y Baquedano • PBX: 222-4058 www.edicioneslegales.com novedadesjuridicas@corpmyl.com Las colaboraciones y artículos publicados son responsabilidad exclusiva de sus autores y no comprometen a la revista o a sus editores. Se permite la reproducción total o parcial de esta revista, con la autorización escrita de NOVEDADES JURÍDICAS. Registro: ISSN No. 13902539

A la Dirección Es importante la aprobación de la Asamblea hace pocos días de la denominada Ley de redistribución de los ingresos del gasto social enviada por el Ejecutivo. A través de ella se aumenta de $30 a $50 dólares el llamado “Bono de Desarrollo Humano” que reciben más de un millón de ecuatorianos. Es de esperar que esto no sea solamente motivado por el proceso eleccionario que se avecina. Y debería realmente hacernos reflexionar a todos en nuestro país sobre las posibilidades de tener una verdadera revolución en cuanto a la redistribución de la riqueza y es generando empresa, inversión, empleo. Revisando políticas de largo plazo que aseguren a nuestros descendientes un país con desarrollo y sobre todo con respeto a la naturaleza. Nuestro lindo territorio y todo su entorno ofrecen maravillas turísticas dignas de ser exportadas con 4

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

un marketing adecuado para que esta actividad bien controlada también sea el sustento fundamental a futuro de todos nosotros. Atentamente, Daniel Espín Guerrero

Deseo felicitar el editorial del Doctor Luis Herrería Bonnet, quien en sus múltiples participaciones no deja de aconsejar sobre la defensa que debemos realizar de la democracia en nuestro país y en Latinoamérica. Saludos, Cristina Osejo.


El sentido común… no siempre el más común de los sentidos • Inés María Baldeón B. Doctora en Jurisprudencia por la Pontificia Universidad Católica del Ecuador, Especialista en Contratación Pública, Especialista en Técnicas de Consultoría y Organizaciones, egresada de la Maestría en Derecho Constitucional, PHD en Derecho (concluida fase académica), Catedrática universitaria, conferencista nacional e internacional, Consultora en reforma normativa, Directora General y socia fundadora de Consultores Estratégicos Asociados CEAS CIA. LTDA.

Tengo un torbellino de ideas en la mente que intentan explicar el título de este artículo: No sé quien la dijo o donde la leí, pero resalto que aunque no es de mi autoría, comparto la frase de que el SENTIDO COMÚN, NO POR SER TAL, ES SIEMPRE EL MÁS COMÚN DE LOS SENTIDOS… Y esta es una primera reflexión que me permite invitar a un análisis tal vez no exento de controversias, pues he sentido yo misma o he observado en situaciones ajenas que a veces quienes nos consideramos académicos o en general algunos profesionales con títulos o post títulos, incluidos algunos políticos y servidores públicos, perdemos en ocasiones el sentido de lo práctico, el sentido de la utilidad, el objetivo y la finalidad de las cosas; en definitiva el sentido común. Voy a intentar reflejar cuatro ejemplos para sustentar mi análisis, todos ellos de alguna manera vinculados con la temática jurídica. 1. PRIMER EJEMPLO Hace un poco más de un mes cuando viajé a concluir mis estudios de PHD, leí un artículo en el que se reflejaba la declaración patrimonial de bienes de los anterio-

res y de los actuales miembros del gobierno de uno de los países considerados del primer mundo. La sorpresa fue enterarme que un ex presidente tuviera declarado como patrimonio un valor no superior a los sesenta mil (si 60.000) euros. Varias ideas venían en ese momento a mi mente, me preguntaba si será posible que una persona de semejante investidura tenga solo dicho patrimonio, que no conlleva tener la propiedad ni siquiera de un departamento de lo más modesto en una ciudad del denominado primer mundo, si fue así, me imaginaba si existiría algún grado de complejidad en la administración de un país en el que estaba en juego la toma de decisiones por miles de millones de euros. No lo dudo, tenía una gran sensación de desconcierto y a la vez de asombro; en mi curiosidad innata me vi tentada a preguntarle a un abogado importante del país en el que fue presidente la persona en cuestión y me dijo más o menos lo siguiente: “No, no Inés María, claro que esa persona tiene más patrimonio, lo que pasa es que él solo cumplió la formalidad de la ley, ape5


gándose a su letra exacta que dice que se declare lo que se tiene a nombre personal, pero nada impide que lo tenga bajo otras figuras permitidas como sociedades, etc., lo que ha declarado es solo lo que aparece a su nombre directo, pero claro que él tiene o debe tener un patrimonio en otras formas jurídicas”. Aunque la explicación me devolvió la tranquilidad al confirmar que no era posible (al menos que llamaba la atención) tan exigua declaración patrimonial (no desde el lado de que haya un requerimiento legal de tener un patrimonio determinado) concluí sin embargo que en ese caso se había “perdido” el sentido común de las declaraciones patrimoniales; me decía: para qué están hechas las normas que las obligan y obvio que no están para cumplir “la formalidad” de poner aquellos bienes que aparecen a mi nombre personal y propio, excluyendo aquellos que los tengo en sociedades u otras figuras jurídicas, sino para demostrar con cuánto entré (antes de iniciar el ejercicio público) y cuál es mi patrimonio al concluirlo; y, comprobar de esa manera si se produjeron o no desviaciones importantes o injustificadas del patrimonio que pueda denotar signos de alerta de actos de corrupción o abuso del poder ejercido; no es un “mero trámite de papeleo”, sino que conlleva un ejercicio importante de eticidad, de auténtica moral ciudadana, que demuestre el cumplimiento de la finalidad que tuvo o que tiene en este caso la norma de declaración patrimonial, existente no solo en el país de mi lectura sino en casi todos los países del orbe, incluido el Ecuador. 2. SEGUNDO EJEMPLO: Los lectores conocen mi afinidad con los temas de contratación pública; intervengo en esta área ya sea como asesora jurídica 6

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

de proveedores o entidades contratantes, como capacitadora y también en algunos casos como proveedora de servicios para el Estado; y, en estas diferentes calidades, muchas veces he percibido que algunas personas, aún no tenemos claridad en cuanto a responder para que está hecha la contratación pública; y/o, para que se realizan los procedimientos precontractuales. Las respuestas siempre son disímiles: desde las más tradicionales que se orientan a decir que los procesos de contratación pública se hacen “para cumplir la ley”, hasta aquellas más osadas que dicen: “para generar burocracia y entrabamiento.” Ante dichas respuestas, siempre recurro al estribillo del título de este artículo y sugiero utilizar el sentido común para señalar que la contratación pública al tratarse de procesos de compra de bienes, obras o servicios que se realizan con recursos públicos, tiene como finalidad SATISFACER LOS OBJETIVOS DEL PLAN DEL BUEN VIVIR… Muchas personas solo en ese momento se enteran que la contratación pública y que cada proceso precontractual tiene un norte, que no es comprar por comprar, o comprar porque se nos va el presupuesto, sino que junto al análisis de la compra eficaz se considere el análisis de la compra eficiente, que en definitiva se traduzca en un mejor vivir para la sociedad ecuatoriana a través de la dotación de obras, bienes y servicios de la mejor calidad y en las mejores condiciones de costo, plazo, etc.; y obvio está que para cumplir dicho objetivo el medio –no el fin- es la aplicación de la ley y en general de la normativa prevista. Pero las anécdotas siguen: Pongo un ejemplo adicional: En la Ley Orgánica del Sistema Nacional de Contratación Pública, en tratándose de los procedimientos de con-


sultoría, se establecen 3 tipos, dependiendo del monto del presupuesto referencial1: 1) Contratación Directa; 2) Lista Corta (con una lista formada con mínimo 3 a máximo 6 participantes escogidos por la entidad contratante) y, 3) Concurso Público (en el que pueden participar todos los consultores siempre que sean de la misma naturaleza). Pues, resulta que se han dado casos en los que los operadores de contratación a pesar de que el monto de la contratación es directa, llaman a un concurso, para “cumplir la formalidad y tener mayor tranquilidad de que hayan 3 ofertas y que de esa manera la Contraloría General del Estado no objete la contratación”. La pregunta en ese caso es ¿cómo hacer que la contratación que el Legislador la denomina “Directa”, termine siendo un proceso concursal, que no está diseñado legalmente sino solo para la participación de un proveedor, escogido con el criterio discrecional de la autoridad, y no por ello exento de ser motivado; y peor aún cuando lo único que se quiere es cumplir la formalidad de que se “vea como que se ha hecho un concurso”?. Cosa igual de absurda -pero sin duda más grave- es lo que puede suceder con los procesos de Lista Corta, en los que a contrario sensum de lo dicho en la contratación Directa, hay ocasiones en que se pide a uno de los proveedores a ser invitados que busque él, dos oferentes más con quienes hacer el concurso, o en su defecto se integran listas cortas con proveedores que a veces solo uno de ellos tiene el perfil solicitado, mientras que los otros “hacen número”, para hacer “como que se invitó” y no participaron¡¡¡ El sentido común que guarda relación con criterios de eticidad, exige que se tenga en cuenta por qué el legislador en unos casos permite una contratación directa, en cuyo evento, lo

natural y práctico, sería realizar el proceso con un solo proveedor, escogido de forma motivada por la entidad contratante; mientras que igualmente el sentido común exige entender que si la ley ha previsto un proceso concursal para montos superiores a los de la contratación directa, la obligación es hacer que los proveedores invitados (3, 4, 5 o 6) compitan realmente y gane el mejor de ellos; pues hacer concursos simulados sería hacerle un “fraude” al espíritu y a la letra de la ley que en los casos indicados exigió un procedimiento concursal. 3. TERCER EJEMPLO Entre los diferentes trabajos que debía realizar en mi PHD uno de ellos fue realizar una comparación entre la organización territorial de España y la del Ecuador. Me correspondió entonces estudiar las Constituciones española y ecuatoriana, así como las normas de aplicación legislativa. Sin ser experta en los temas de organización territorial, la revisión de la normativa me permitió concluir que los regímenes jurídicos de los dos países eran bastante parecidos, sino idénticos, con descentralización y autonomía como ejes, y con procedimientos muy similares para lograr las autonomías regionales o las denominadas comunidades autónomas. Mi sentido común, más que mi conocimiento formal de la materia, me hizo concluir en esa primera revisión que no entendía como con normas parecidas se estaban regulando situaciones o realidades distintas; pues el proceso autonómico de España se debía dar –y de hecho se dio- como fruto de la existencia de procesos no exentos de un antecedente de fuerte confrontación, con nacionalidades marcadas (La de Catalana, la del País Vasco y la de Galicia, fundamentalmente), que conllevó la decisión de generar procesos autonómicos, que a decir

1 Según el Presupuesto Inicial del Estado del 2012: Contratación directa hasta USD. 52.218,54; Contratación por Lista Corta: Desde USD. 52.218,54 hasta USD. 391.639,05; y Concurso Público:

Desde USD. 391.639,05.

7


de expertos constitucionales, conlleva prácticamente la existencia fáctica (no jurídica) de un régimen federal (para llegar al cual lo que bastaría de forma general a más de reformar la Constitución española sería que los estatutos autonómicos adquieran el rango constitucional). Sin embargo, con el riesgo de equivocarme, yo creo que esa realidad española no corresponde a la realidad de mi país, aunque la respuesta normativa al momento sea similar; y que podría conllevar un proceso de autonomías (que hasta el momento no se han dado no por falta de normativa jurídica, sino porque no se ha “activado” lo que yo denomino el “chip normativo” previsto en el COOTAD). Sin duda, el mayor entusiasmo se me generó días después de mi inicial lectura de la normativa vigente en Ecuador y España, al escuchar de la voz de mi profesor de Organización del Estado, decir que no entiende cómo se puede justificar un proceso autonómico en países como Ecuador, de la manera que está conceptualizado en nuestro ordenamiento jurídico. Ahora bien, entiendo que el cuerpo normativo que rige la materia en cuestión fue resultado de un proceso que cumplió la formalidad legal y con el voto conforme de quienes representan la voluntad popular (entre ella entiendo que la mía), sin embargo tengo el temor de creer que hay veces (no sé si este sea el caso) en el que olvidamos atender el fin, y nos limitamos a los medios, o a la adopción de “modismos” que a veces pueden ser “importados” de realidades que no nos pertenecen. Todos y sobre todo yo que pertenezco a una zona de la sierra centro muy deprimida, hemos sufrido de alguna manera el bi centralismo que en muchos casos ha impedido o dificultado un manejo más eficiente del Estado ecuatoriano; 8

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

y, en consecuencia, un desarrollo más armónico en lo social y económico que ponga mucho énfasis en la atención a las zonas menos favorecidas del país y a los sectores más vulnerables de nuestra economía; sin embargo no siempre los mecanismos o las formas de lograrlo deben significar una receta única de solución aplicada en países con realidades distintas; sino que, otra vez recurriendo a la frase título de este artículo, con amplio sentido común, se deben generar mejores mecanismos que orienten una administración pública moderna y eficiente, sin que ello conlleve provocar un sinnúmero de poderes contrapuestos unos con otros que incluso podrían tener el riesgo de afectar (si en algún momento avanzaran los procesos autonómicos tal como están normativamente previstos) la necesaria unidad nacional de un país rico en la diversidad, pero unido en los mismos lazos de identidad, de cohesión nacional y de desarrollo armónico. 4. CUARTO EJEMPLO: Un ejemplo adicional, que para efectos de este artículo será el último (señalando que el tema de afectación al sentido común no se agota con los casos analizados, sino que son solo ilustrativos) es el que se me generó al pasar por más de un mes en el país ibérico concluyendo mi tesis de PHD. Cada año voy varias veces a España, pero por estancias de máximo una semana; esta vez iban a ser un poco más de cinco semanas y debía buscar algunos elementos “auxiliares” para que mi estancia sea más agradable. Uno de ellos era encontrar una peluquería (que trivialidad dirán los lectores, pero que necesaria para una persona como yo, para quien tomar un secador y un cepillo implica alta ciencia¡¡¡)… Mis resultados fueron infructuosos… No había en ninguna de las ciudades en las que debía estar (Madrid, Barcelona, Toledo o Cuenca) una peluquería abierta antes de las diez de la mañana, era bastante difícil también que le


atiendan si uno no sacaba con la anticipación debida el turno de atención correspondiente; a nadie se le ocurría atender más allá del horario fijo establecido, así estén pendientes de atención uno o más clientes, lo cual unido a los precios de por sí astronómicos de las peluquerías españolas, me obligaron casi en todo ese período a pasar con mi cabello recogido… No entendía como una sociedad en la cual las cifras indican que existe un desempleo general del casi 25% (agravado en la población juvenil con una tasa que dicen bordea el 50%), seguían con un ritmo igual o parecido a que no existiera crisis. Me acordaba que en países como Ecuador uno encuentra el servicio de peluquería en algunos casos desde antes de las 7 de la mañana. Cuando me atreví a preguntar el por qué de dicha situación, tuve varias respuestas, unas me decían: “Aún nos falta para topar fondo”; otras más terroríficas me indicaban: “Que hay intentar mantener los derechos laborales que se adquirieron en la época de superávit (sobre todo los años 2006- 2007)”, uno de los cuales tenía que ver con un horario de trabajo que a pesar de las circunstancias aún no estaban dispuestos a sacrificar. En este como en los demás ejemplos propuestos, las ópticas de análisis serán variadas, no existe un solo criterio de verdad, o lo que es lo mismo, la verdad puede tener diferentes ópticas y diferentes explicaciones. En el caso del ejemplo final expuesto, mi sentido común me decía que si se está atravesando por una época de crisis, lo mejor sería actuar como tal, es decir, intentar no maquillar una realidad distinta, intentar vivir o sobrevivir en una “economía de guerra” que implique aunar esfuerzos entre todos para mejorar el aparato productivo, para

generar una nueva concepción de servicio, para rescatar la importancia del ahorro, de la mejora de atención al cliente, entre otros aspectos2. Los ejemplos indicados, unos de nuestra propia realidad, otros, extraídos con motivo de mi viaje a un país del “primer mundo”, solo están orientados a indicar que la solución a los grandes problemas no siempre conlleva la aplicación de fórmulas mágicas elaboradas en “laboratorios”, por “iluminados”… Con seguridad muchos de ellos podrían ser solucionados rescatando las recetas originales que nos permitieron crecer como sociedad, entender la cultura del ahorro, del sacrificio y del esfuerzo, del mérito para acceder a mejores posiciones, de la planificación, de entender que las leyes son siempre “mecanismos utilitarios” de los fines que se buscan; que en definitiva, somos y debemos entendernos “arquitectos de nuestro propio destino”, de una sociedad que luche por el rescate de sus valores, pues éstos no son propios de una época ni caen en desuso… La honestidad, la ética, el sentido de lo práctico, el diálogo civilizado y respetuoso, la coherencia entre lo que se dice y lo que se hace, entre lo que se predica y lo que se practica, no pasará de moda nunca, pues es parte del Sentido Común, del “pálpito” que nos motiva a escuchar y actuar con razón y con lógica; sin que -en consecuencia- el sentido común corresponda a la parte izquierda o derecha del ser humano o de la sociedad, sino que nace del cerebro conectado en su actuación con el corazón y coordinado con los cerebros y corazones de una sociedad que late y propugna días mejores para sus integrantes. E ahí uno de los cometidos de todos quienes de una u otra manera debemos incidir en la concepción de una mejor sociedad.

2 En todo caso, para ser justos, si hay que rescatar que una mejora de atención si se sintió y percibió sobre todo en lo que tiene que ver con los servicios de alimentación, ya que los negocios

vinculados con esta actividad han tratado y están demostrando ser altamente creativos y esforzarse por hallar un elevado estándar entre el análisis “calidad/costo”.

Nota: Los editoriales se publican en orden alfabético de los colaboradores.

9


Nela, ¡la mujer de nuestra América morena! • Jhon Ojeda Guamán De origen cañarense. Licenciado en Ciencias Políticas y Sociales por la Universidad de Cuenca. Doctor en Jurisprudencia y Abogado de los Tribunales de Justicia de la República por la Universidad de Cuenca. Especialista Superior y Magister en Derecho Administrativo por la Universidad Andina Simón Bolívar, Sede Ecuador. Diplomado Superior en Derecho Constitucional por la Universidad Andina Simón Bolívar, Sede Ecuador. Desempeñó las funciones de Procurador Síndico en la Municipalidad de Limón Indanza, Morona Santiago. Asesor Parlamentario y de la Asamblea Constituyente de 2008. Actualmente viene desempeñando el cargo de Procurador Síndico del Gobierno Autónomo Descentralizado de la provincia del Cañar.

Nace de las entrañas de Ingapirca, Coyoctor, Narrio y el Buerán, donde el viento sopla fuerte y los rayos solares penetran directamente y se enclavan en la corteza terrenal, en el cantón Cañar el 24 de noviembre de 1912, pertenece a una familia de estirpe conservadora, con raigambre social y una sólida posición económica. Su padre de ascendencia colombiana, supo brindarle una educación e instrucción de acuerdo a su posición económica, empero, la infante Nela, desde su tierna imaginación, anticipó que la desigualdad y la injusticia social están marcadas por la indigna e inequitativa distribución de la riqueza, porque si bien es cierto, los tenedores de la tierra tenían títulos que consolidaba su propiedad, en estricta justicia, a los que realmente les correspondía eran a ellos: los campesinos e indígenas. Sus primeras letras, con seguridad, provinieron de la mente sabia y voz dulce de su madre maestra de vocación, posteriormente por voluntad de sus padres deciden trasladarse a la ciudad 10

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

de Cuenca a continuar sus estudios en el Colegio de los Sagrados Corazones, sin embargo de ello, en sus primeros años, Nela Martínez destacó el influjo de su contacto con los distinto sectores sociales de su ciudad y del agro por ello expresa: “Mi infancia fue junto a los niños, nutrida por todo ese aire de la tierra cañari, de las tradiciones indígenas, de la directa vinculación con el hombre del campo”. Terminados sus estudios secundarios, decide romper con la línea tradicional y conservadora de su familia y de su entorno social y así abraza la causa más noble del ser humano como lo es la lucha por la libertad e igualdad. Para ese momento tenía ya cimentados sus conocimientos sobre los graves y acuciantes problemas del campo y el campesino, lectora acuciosa y profunda de la doctrina más avanzada de su tiempo alimentó su caudal intelectual con las obras de José Carlos Mariátegui, el insigne ensayista peruano que a través de los “Siete Ensayos de Interpretación de la realidad


peruana”, revela la cruda realidad de la tenencia de la tierra y de la explotación inmisericorde del campesino y su familia. Afirma Rodrigo Pesántez Rodas que sus primeras salidas en búsqueda del contacto humano que abonara certeza y entusiasmara decisiones, fue a Guayaquil. En Cuenca era difícil encontrar la consigna de un ideal que satisfaga sus profundas inquietudes y le permita ver un panorama distinto en lo social. Todavía se vivía de los rancios abolengos y las castas señoriales. En su viaje a Guayaquil se encuentra con Joaquín Gallegos Lara y Enrique Gil Gilbert, con ellos inicia su punto de quiebre y se profundiza en Nela un sentimiento y una pasión que desemboca en dos amores: por el de Joaquín y por el de una lucha sin ocaso por la justicia social. En 1933 en la ciudad de Ambato contrae nupcias con una de las mentes más lucidas y brillantes, Joaquín Gallegos Lara, quien será su intenso compañero de lucha. Participa activamente en la primera huelga de trabajadores de Ambato. Enarboló la bandera del proletariado y el socialismo al afiliarse al Partido Comunista, convirtiéndose en una de las activas militantes al desplegar una intensa y proficua lucha en defensa del sector obrero explotado. Sus grandes ideales por la tutela de los derechos laborales y de la organización clasista fueron los referentes para que ocupara una curul en el Congreso Nacional como legisladora. En la sesión del 12 de diciembre de 1945, Nela Martínez fue designada diputada por el sector de los trabajadores a la Asamblea del Congreso Nacional Extraordinario, participó activamente en la elaboración de la nueva Carta Política, la de 1945, conocida como la Carta Democrática y según la opinión de muchos constitucionalistas una de las más avanzadas para la época. Son reveladores los testimonios de muchas figuras políticas que

destacan la presencia de esta magna mujer en la Asamblea, así el Honorable Manuel María Borrero dice: “Señor Presidente: Como diputado representante de la provincia del Cañar, no puedo pasar indiferente ante la presencia en el seno de esta Cámara de la distinguida colega Nela Martínez. Qué gloria para la provincia a la que pertenezco que la primera mujer ecuatoriana que llega al Parlamento, sea una hija de la provincia del Cañar. Felicito a este pueblo, por tener en el Parlamento una mujer inteligente como es la señorita Nela Martínez”. Participó activamente en la revuelta popular del 28 de mayo de 1944 que derrocó a Arroyo del Río, conocida como “La Gloriosa”, llegando a ocupar -por tres días- la Presidencia de la República, emitió algunos Decretos Ejecutivos con el objetivo de viabilizar la toma del poder, este es un momento clave de la historia ecuatoriana puesto que quienes marcaron el proceso permitieron con ingenuidad que Velasco Ibarra, asuma el gobierno y se deje de lado la natural candidatura de Francisco Alvarado Luque. En 1939 como miembro y fundadora de la “Alianza Femenina Ecuatoriana”, conjuntamente con un nutrido grupo de pensadores e intelectuales, se encargaron de la redacción de los estatutos que daría origen –formalmente- a las primeras organizaciones de indígenas y trabajadores, para ella, el problema de la mujer estaba latente y era necesario un tratamiento a fin de erradicar las causas de la marginación y segregación social. Nela Martínez Espinoza abrazó la causa del internacionalismo proletario y viajó a muchos países del orbe expresando su condena a las dictaduras oprobiosas de Centro América, cuya finalidad era erradicar el reclamo de los pueblos sojuzgados y terminar con el germen revolucionario la juventud rebelde 11


“Nela Martínez Espinoza abrazó la causa del internacionalismo proletario y viajó a muchos países del orbe expresando su condena a las dictaduras oprobiosas de Centro América, cuya finalidad era erradicar el reclamo de los pueblos sojuzgados y terminar con el germen revolucionario la juventud rebelde de esta parte del continente. En múltiples ocasiones, y luego del triunfo de la Revolución Cubana ante el inminente bloqueo que se venía propugnó el mantenimiento de relaciones con el país caribeño, voz que no fue oída por los gobiernos de América…” 12

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

de esta parte del continente. En múltiples ocasiones, y luego del triunfo de la Revolución Cubana ante el inminente bloqueo que se venía propugnó el mantenimiento de relaciones con el país caribeño, voz que no fue oída por los gobiernos de América que no eran otra cosa que títeres del imperialismo; su lucha y entrega solidaria a la causa de los pueblos le valió recibir del pueblo de Cuba y del régimen de Fidel Castro la condecoración con la orden de “Ana Betancourt”. En el campo literario es amplia y proficua la labor de Nela Martínez, su poema “La Estrella” escrita en su adolescencia; el entorno social de su natal Cañar le permite avizorar y plasmar un poema de corte político: el “Azote”. Ambato no fue la soledad de un cuarto frío, primera parada de un itinerario no programado, la juventud le hizo temeraria y la necesidad de vivir cambió las nociones de dolor, era la soledad de sentirse diferente, mujer nacida en el seno de una familia conservadora, tradicional y hacendada; le sigue “Canción de Soldado”; “Allá”; “Ya Nació el Juancito”, “La Niña del Viet Nam”; “Los Guandos”, escrita en su primera parte en Cuenca, a partir de 1935, por Gallegos Lara y complementada hasta su publicación por la editorial El Conejo, Quito, 1982, rescatando la labor del guandero (indio cargado de fardos enormes por la cordillera). De cualquier manera, Nela Martínez Espinoza, con sus alcances enormes marcó el siglo XX en nuestro país, y se convirtió en uno de los personajes más representativos, protagonista y testigo de nuestra historia, la del país la de las mujeres. Ella fue una mujer adelantada que venció prejuicios y construyó sus propios parámetros de vida, junto a la quiteña Luisa Gómez de la Torre y la guayaquileña Ana Moreno, y siguió las huellas de Zoila Ugarte de Landívar, Matilde Hidalgo de Procel, Dolores Cacuango, Tránsito Amaguaña, etcétera. “Al conmemorar el Centenario del nacimiento de Nela Martínez Espinoza, es importante destacar su vida, obra y ejecutorias como un ejemplo a seguir para las presentes y futuras generaciones, y que la igualdad, la libertad y solidaridad sí es posible alcanzar en esta, nuestra América morena”.


La Educación como un derecho fundamental • Ximena Torres Sánchez Abogada de los Juzgados y Tribunales de la República por la UTPL, Maestra en Derecho por la Universidad Nacional Autónoma de México. Actualmente se desempeña en el Departamento de Relaciones Interinstitucionales de la UTPL. Docente universitaria desde el 2008 impartiendo asignaturas de Código Penal, Desarrollo Espiritual, Liderazgo y Técnicas de Negociación, Negociación y Solución de Conflictos, Lógica Jurídica y Derecho Civil. Por otra parte, a la fecha también se desempeña como Coordinadora de Grupos de Arte UTPL, aportando al fomento de la gestión cultural universitaria.

Constituyéndose la educación en uno de los indicadores del modo de ser de una sociedad, puesto que permite conocer cuáles son los mecanismo básicos de transmisión del conocimiento y de valores, es natural que su exigibilidad esté contemplada como un derecho innato, propio del ser humano, y su reconocimiento tenga el carácter internacional que la declaración universal de derechos humanos le otorga, basta con acudir no sólo a nuestras leyes, sino también a leyes de carácter internacional, y a la legislación propia de los países, para verificarlo. Sin embargo ya en la práctica, el desarrollo educativo es una tarea principalmente del Estado, pero no es la única responsable, somos muchos más, quienes en mayor o menor medida, debemos aunar esfuerzos para lograr cambios de gran alcance.

Equidad de oportunidades, acceso y formación La equidad ha sido entendida en muchos de los casos como sinónimo de igualdad, en ambos términos se tiene características para diferenciarlos como lo es la aplicabilidad del término igualdad específicamente para la ley, y en cuanto a la equidad, asociarlo con una connotación de justicia por igual. En cuanto a la equidad relacionada con la educación, existe una relación intrínseca, que nace del poder conseguir el desarrollo de las potencialidades de los individuos respetando las características de cada uno, lo que se resume en educación de calidad. La Ley Orgánica de Educación Superior contiene una sección que se enfoca al principio de igualdad de oportunidades y su garantía, es así que el Art. 71 sobre 13


En cuanto al “sistema de nivelación y admisión” , incluye una inscripción en línea, subir archivos como por ejemplo la foto en formato pdf, en un tamaño específico, una vez ingresados los datos, el sistema asigna un lugar para el examen de admisión, que de no ser aprobado, guiará al estudiante a un curso de nivelación, esta es en breves rasgos la forma por la cual el estudiante que aspira a una carrera universitaria, puede acceder a la misma.

14

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

el tema nos dice “El principio de igualdad de oportunidades consiste en garantizar a todos los actores del sistema de Educación Superior las mismas posibilidades en el acceso, permanencia, movilidad y egreso del sistema…” , las estrategias que el gobierno ha implementado para garantizar el acceso a la educación superior en igualdad de oportunidades en el Ecuador son: la obtención de becas y créditos para apoyar el proceso de formación, gratuidad de la educación superior pública hasta el tercer nivel y la implementación de un sistema de nivelación y admisión nacional, al hacer un análisis de estas estrategias considero que existen falencias que deben ser subsanadas para un mejoramiento en miras a la equidad. En el caso de las becas, la ley establece una base mínima de otorgamiento del 10% del total de la población de estudiantes, lo cual ya en la práctica resulta de muy poco alcance, en relación al total de la población estudiantil, ya en números por ejemplo, si la UTPL (sin tener las mismas demandas que la institución educativa pública y sin serlo), en el período de admisión en el año 2011, tuvo un total de 4812 alumnos matriculados, para cumplir con la base mínima fijada para el otorgamiento de becas del 10%, sólo 481 aspirantes accederán a este beneficio, el rubro es bajo, en relación a la cantidad de estudiantes que requieren de apoyo económico para sus estudios, mucho más considerando que la institución educativa pública, tiene siempre mayor demanda de estudiantes y los mismos pertenecen en su mayoría a sectores de escasos recursos económicos. Además esta estrategia sería acorde a la equidad, si el sistema interno de becas de la institución es meticulosamente aplicado y llega a los sectores estudiantiles más necesitados, entonces se debe poner especial atención en que la cantidad de recursos destinados para el efecto deben generar equidad, para que los estudiantes talentosos puedan acceder a la educación superior sin importar su condición socioeconómica. En cuanto al “sistema de nivelación y admisión” , incluye una inscripción en línea, subir archivos como por ejemplo la foto en formato pdf, en un tamaño específico, una vez ingresados los datos, el sistema asigna un lugar para el examen de admisión, que de no ser aprobado, guiará al estudiante a un curso de nivelación, esta es en breves rasgos la forma por la cual el estudiante que aspira a una carrera universitaria, puede acceder a la misma.


Sin embargo en un análisis básico, si la “densidad de internet es mucho más elevada en los países industriales y en los grupos con mejor situación económica”, en donde América Latina tiene apenas el “4,2% de usuarios como porcentaje del total mundial”, considerando que el Ecuador no se caracteriza por ser un país industrial y solamente ciertos sectores gozan de una buena situación económica, nuestro país apenas alcanzaría un mínimo de usuarios del servicio de internet en el porcentaje indicado, por lo tanto existe una gran cantidad de población ecuatoriana que no tiene el acceso a estos servicios, entonces esta estrategia que procura garantizar el principio de igualdad de oportunidades en el acceso, plantea un camino que de manera muy difícil podrán seguir las personas pertenecientes a sectores pobres que ni siquiera tienen acceso a internet. Por otro lado el sistema de nivelación y admisión aplica a los aspirantes un examen general sobre contenidos de razonamiento, como requisito indispensable para ingresar a la educación superior, más en este punto debemos también detenernos a pensar en la pertinencia de un examen general para los aspirantes, cuando nuestro sistema educativo debiendo ser cambiante ha sido en su gran medida estático. Aplicar una evaluación de carácter reflexivo y de razonamiento, implica exigencia para el aspirante sobre un tipo de destreza que en la mayoría de los casos no se le ha enseñado en el nivel secundario, mucho menos en los sectores rurales y pobres, y que no se debe cambiar el tipo de evaluación aplicada, sino más bien asegurarnos, en dar al estudiante los conocimientos básicos y prepararlo para las necesidades de la sociedad actual, ya no sólo desde el tercer nivel de su preparación, sino desde todos los niveles educativos.

Los objetivos de equidad, no serán realmente alcanzados si continuamos como espectadores de la formación universitaria, sino aportamos desde todos los aspectos, para una verdadera transformación en la enseñanza, que permita posteriormente, el acceso a buenas oportunidades laborales.

Los objetivos de equidad, no serán realmente alcanzados si continuamos como espectadores de la formación universitaria, sino aportamos desde todos los aspectos, para una verdadera transformación en la enseñanza, que permita posteriormente, el acceso a buenas oportunidades laborales. Es necesario entonces que la institución educativa se aleje del modelo de pasividad, a un escenario en donde los docentes y estudiantes asumamos nuevos roles, que desemboquen, en óptima formación para el futuro profesional, cuyo comprometimiento le permita adaptarse a los cambios y necesidades 15


continuas de la sociedad actual, cumpliendo así con la función social de la educación, que actúa con el rol de influir positivamente en el individuo y que lo impulsa a ser agente de cambio social. Luego de ello, dado los pasos adecuados para generar cambios en el sistema educativo, en-

16

TRIBUNA DEMOCRÁTICA

tonces podremos contar con un sistema de evaluación, acceso y formación, homogéneo en igualdad de condiciones para todos, otorgando a los individuos las mismas oportunidades de avanzar hacia el desenvolvimiento personal y profesional para la construcción de una sociedad que considere una verdadera equidad de oportunidades.



TD-48