Issuu on Google+

uxiliadora

Año 5º - Boletín nº6 (46) - Agosto de 2011 - Pasaje Don Bosco 88 - Valparaíso

ENTRE USTEDES ME ENCUENTRO BIEN “Ustedes me han robado el corazón”

A

sí escribió, hace muchos años, un sacerdote a cuantos muchachos había encontrado abandonados en las calles de Turín (Italia). DON BOSCO era el nombre de este sacerdote, que había prometido a Dios que incluso hasta su último aliento sería para sus pobres jóvenes. Muy pronto, en el año 2015, se van a cumplir doscientos años de su nacimiento. Nació el 16 de agosto de 1815. Doscientos años transcurridos no han podido relegar al olvido su figura. Permanece viva en el corazón de los jóvenes la llama del cariño filial al Padre y Maestro que Dios les ha regalado. Acertadamente su primer biógrafo, un escritor francés, escribió en vida de Don Bosco: “Resulta imposible ver a Don Bosco sin sentirse atraído hacia él y quererle”. La familia salesiana, a nivel mundial, ha asumido el compromiso de preparar su CENTENARIO con una interesante iniciativa: Tres años de preparación con tareas anuales: 16 agosto 2011 al 15 agosto 2012 dedicado a conocer su figura y su historia; 16 agosto 2012 al 15 agosto 2013 su sistema educativo, su pedagogía; 16 agosto 2013 al 15 agosto 2014 su espiritualidad, su santidad. Finalmente el BICENTENARIO se celebrará del 16 agosto 2014 al 16 agosto 2015 con el tema Misión de Don Bosco con los jóvenes y para los jóvenes. A quienes admiramos a Don Bosco se nos ofrece un camino a recorrer como preparación a la celebración de tan grato acontecimiento.


ITINERARIO MARIANO DE SAN JUAN BOSCO En camino al bicentenario de su nacimiento “La Virgen María indicó a Don Bosco su campo de acción entre los jóvenes, y lo guió y sostuvo constantemente. Creemos que María está presente entre nosotros y continúa su misión de Madre de la Iglesia y Auxiliadora de los cristianos.” (Constituciones de los salesianos)

“A los 9 años tuve un sueño que marcó mi vida. Me vi en un prado, rodeado de compañeros malhablados y agresivos. Cuando los quise controlar violentamente, apareció un personaje que me dijo: “No con golpes. Ponte al frente de estos muchachos”. Me presentó a la Virgen para que en su escuela aprendiera la verdadera ciencia. Sintiéndome incapaz para lo que me confiaban, Ella me dijo: “A su tiempo lo entenderás todo”. La madre de Don Bosco, Mamá Margarita, trata de dar a sus hijos lo mejor que ella tiene: su fe, su espíritu caritativo, su confianza en la Providencia y su empeño en el trabajo de las labores diarias. “Su mayor empeño, escribirá más tarde recordándola, fue instruir a sus hijos en la religión. Cuando fui capaz de estar con mis hermanos, me hacía ponerme de rodillas por la mañana y a la noche, y todos juntos rezábamos la tercera parte del rosario.” Cuando recibe la sotana su Madre le dice: “Querido Juan, ya has vestido la sotana de sacerdote. Acuérdate de que no es el hábito lo que honra tu estado, sino la práctica de la virtud. Cuando viniste al mundo te consagré a la Santísima Virgen; cuando comenzaste los estudios te recomendé la devoción a esta nuestra madre. Ahora te digo que seas todo suyo. Y si llegas a sacerdote, recomienda y propaga siempre la devoción a María.” A los pocos meses de su estancia en Turín la Virgen le va a preparar una ocasión para comenzar a hacer realidad su sueño. El 8 de Diciembre de 1841, Don Bosco inicia su labor con Bartolomé Garelli. Encomienda estos sencillos inicios a la Santísima Virgen. Pasados los años recordará: “Todas las bendiciones que nos han llovido del cielo son el fruto del Avemaría rezada con fervor y confianza.”


El día en que mamá Margarita muere, Don Bosco, muy de mañana, se acerca al Santuario de la Consolata acompañado de su fiel amigo y salesiano José Buzzetti y un grupo de niños del Oratorio. Con lágrimas de dolor celebra la misa en la cripta de la iglesia y después reza de esta manera ante la imagen de María: “Mis hijos y yo nos hemos quedado sin madre en la tierra. Quédate a nuestro lado y haznos tú de madre “. Llega un momento en que Don Bosco está agotado de fuerzas. Un domingo por la tarde cae al suelo. Es entonces cuando sus chicos acuden a la Virgen. Don Bosco lo cuenta de esta manera: “Aquellos jóvenes espontáneamente rezaban. Se alternaban para pasar la noche y el día en oración ante la imagen de la Virgen. Rezaban y suplicaban a la Madre de Dios que conservase a su pobre Don Bosco.” En 1862 comunicó a sus salesianos: “Hasta el presente hemos celebrado con solemnidad las fiestas de la Inmaculada y en este día comenzaron nuestras primeras obras de los oratorios. Pero la Virgen quiere que la honremos con el título de María Auxiliadora: corren unos tiempos tan difíciles que ciertamente necesitamos que la Santísima Virgen nos auxilie para conservar y defender la fe cristiana”. En un sueño de 1844, ve a la Virgen indicándole el lugar donde fueron martirizados los santos protectores de Turín. Allí le pidió la Virgen que le construyera un Santuario. Y hasta llegó a ver un magnífico templo en cuyo interior destacaba la inscripción “ESTA ES MI CASA, DE AQUÍ SALDRÁ MI GLORIA”. Don Bosco, con gran confianza en la Providencia, se puso manos a la obra, sin ninguna base económica sólida. El 9 de junio de 1868 se consagró la nueva Iglesia, que es como el corazón de la Familia Salesiana. El Papa León XIII le encomendó la construcción del Templo “Sagrado Corazón” de Roma. Con muchas dificultades logró terminar la obra. Durante la Eucaristía todos los recuerdos se agolparon en su mente. Fue entonces cuando entendió lo que la Virgen le había dicho en el sueño de los 9 años: “A su tiempo lo entenderás todo”. Efectivamente, ELLA LO HA HECHO TODO. HOJA MARIANA AUXILIADORA Y MADRE. Responsable: P. José López jlopezsdb@hotmail.com Colaboradores: P. Patricio Álvarez alvarezsdb@hotmail.com P. Miguel Ángel Moral mamoral43@yahoo.es

Tu cariño y tu devoción a la Virgen la puedes manifestar, si te es posible, con tu ayuda para sostener esta publicación mariana. Puedes hacerlo a la cuenta corriente nº 000-6001220-2 del Banco del Desarrollo, Titular: Congregación Salesiana Propaganda.


FUNDACIÓN DON BOSCO

Fundación Don Bosco es una propuesta de iglesia que opta por los pobres y los acompaña en su proceso de crecimiento humano y cristiano. Nace del corazón apostólico de la Congregación Salesiana en Chile con el desafío de acoger a niños, niñas y jóvenes marginados, contribuyendo a que desarrollen una vida más digna. A lo largo de sus 12 años de historia, nos hemos comprometido en mantener una relación cercana y afectuosa con los más necesitados.

ALGUNOS DATOS 30% de los niños y niñas en atención han superado la vulneración de derecho grave a la que se encontraban expuestos. 1.040 Raciones de alimentos mensuales entre desayunos, almuerzos, onces y cenas. 100% de los niños y niñas que atiende el área cuenta con acompañamiento permanente por parte de un educador guía y apoyo psicológico y social. 120 asistencias anuales en vestuario con mudas de ropa para 60 niños, niñas y jóvenes del área. Para mayor información y concretar tu aporte al sostenimiento de esta obra prioritaria de la Obra Salesiana en Chile, ingresa a: www.fundaciondonbosco.cl El mundo nos recibirá siempre con agrado mientras nuestras preocupaciones se dirijan a los niños más pobres y en mayor peligro en la sociedad. Éste es para nosotros el verdadero tesoro que nadie nos envidiará ni vendrá a robarnos.

(Don Bosco, testamento espiritual)

JORNADA MUNDIAL DE LA JUVENTUD “Jóvenes chilenos, firmes en la fe”

Es el gran encuentro mundial de jóvenes con el Papa que se celebra cada tres años en algún lugar del mundo. En esta ocasión se celebrará en Madrid, del 16 al 21 de agosto de 2011. Para el 72 % de los participantes, es la primera Jornada Mundial en la que participan. Nueve de cada diez jóvenes participantes en la próxima Jornada Mundial de la Juventud cree que su vida va a cambiar a raíz de este acontecimiento. Es una de las conclusiones de un estudio de opinión realizado entre jóvenes inscritos para la JMJ de Madrid, y que ha hecho público la organización. “Queridos jóvenes: La Iglesia cuenta con vosotros. Necesita vuestra fe viva, vuestra caridad creativa y el dinamismo de vuestra esperanza”. Benedicto XVI


Auxiliadora 24 _ agosto