Issuu on Google+

SINTESIS Número Nº 27 // Año del Bicentenario del Combate // Septiembre de 2013 // Precio $ 25.-

D

E

CAPITÁN BERMÚDEZ:

H

I

S

T

O

R

I

A 127 AÑOS DE SU FUNDACIÓN

ENTRE PARAÍSOS, VÍAS Y UN GRAN RÍO La visita del Presidente Dr. Roque Sáenz Peña a San Lorenzo Sarmiento en el Espinillo

A


4 > > > SINTESIS DE HISTORIA

06.

08.

14.

40.

16.

48.

SUMARIO 06. 08. 12. 14. 16. 18.

El Mártir San Lorenzo

Por Fray Herminio Gaitán

El origen de un nombre Por Prof. Pablo Sapei

Visita del Presidente Dr. Roque Sáenz Peña Por Miguel A. Piagentini

El día después; los médicos del Combate Por Roberto Colimodio y Julio Romay

San Lorenzo; ciudad histórica y comercial Por M. Piagentini y Ricardo Celaya

Boticario francés en San Lorenzo 1866 Por Sebastian Alonso

20. 28. 32. 38. 44. 52.

Entre paraísos, vías y un gran río Por Prof. Pablo Sapei

Sarmiento en el Espinillo Por Prof. Pablo Sapei

Hogar Escuela Juan Domingo Perón Por Lic. Mabel Borga

El proyecto de monumento al Combate Por Ricardo Miranda

Surgimiento y consolidación de Casilda Por Prof. Federico Antoniasi

Historias en torno a un cementerio Por Prof. Ricardo Celaya


SINTESIS DE HISTORIA < < < 5

EDITORIAL

STAFF

Sarmiento: el maestro

DIRECTOR

Domingo Faustino Sarmiento ha sido un prócer excepcional, condenado injustamente (mas que nada en la posteridad) por frases que desataron polémicas virulentas acerca del modelo de país que uno y otro sector han impulsado a lo largo de la historia. Y también ha sido el tierno ejemplo infantil de la constancia de asistir a la escuela a pesar de las condiciones climáticas adversas. Era como el caballo blanco de San Martín, mitos patrios que a lo largo de tantas décadas de gobiernos dispares, impidieron conocer mejor a nuestros próceres. Muchos desconocen la vasta obra sarmientina y su lucha por instaurar el progreso, en un tiempo en que todavía no se vivían los conceptos de democracia y de educación, tal cual como los aceptamos en la época contemporánea. Sarmiento fue minero, militar, periodista, escritor, crítico teatral, filósofo, político, y otras tantas actividades que lo han hecho acreedor al mote de luchador incansable por el progreso. Y fue Presidente de los argentinos. Leopoldo Lugones llegó a afirmar que “Sarmiento, mas que un hombre, es una época. Cuando el tiempo superponga en una sola perspectiva los diversos planos históricos, aquel fenómeno genial denominará una era”. Su gran aporte a la educación consistió, como se sabe, en la lucha emprendida para la instauración de la escuela pública laica, que derivó en el Congreso Pedagógico de 1882, mas los debates parlamentarios de 1883 y 1884, en la que luego se aprobó la Ley 1420. Sarmiento fue un adelantado en proponer la educación común. En un escrito de 1858 había afirmado: “reforma tan radical y de consecuencias tan benéficas no se inicia en las escuelas, sino en la opinión pública, puesto que la ley escrita es letra muerta si el padre de familia no presta para su ejecución el calor de sus simpatías”. Los debates de la época no solo abarcaban los temas relativos a la educación, sino también acerca de la discusión en torno al establecimiento de La Capital del país, y en otros que tenían que ver con la transformación radical de un territorio que se extendía en llanuras sin fin, pobladas de indios y de gauchos. Sarmiento siempre insistió en superar las etapas del pasado, pero con tanta vehemencia, que sus frases recorrieron la historia cosechando críticas tan despiadas como sus dichos. En su prosa, (como por ejemplo “Facundo, Civilización y Barbarie” o “El Chacho, último caudillo de la montonera de los llanos”) quedó plasmada como una necesidad imperiosa esa necesidad de terminar con el caudillaje y un modelo que se oponía al progreso. Sin embargo, para tener presente el contraste que se vivía en la época, Vicente Fidel López, en un artículo publicado en “La Revista del Río de la Plata” (1), decía: La Barbarie de la Civilización (1871) Las ideas y la experiencia del Presidente sobre filosofía histórica son poco sólidas y demasiadas superficiales para que les de ascenso. Donde Don Faustino ve un caballo y la llanura de los campos, se refriega los ojos y ve con pavor la barbarie; donde ve un hombre a pie y una fábrica, ve la civilización y la organización social. Pero no es así. Lo más que podríamos concederle, es que hay bárbaros de a pie y bárbaros de a caballo. Porque esas grandes ciudades imperiales que él cree focos de civilización (porque son focos de industria) son también focos de una barbarie espantosa, de una barbarie mil veces mas atroz y despiadada que la nuestra. Esa civilización de la industria acumula la miseria con la barbarie en el fondo de la sociedad, y cuando el cráter revienta, París, la ciudad del sibaritanismo industrial, el emporio de la cultura de los de a pie, se convierte en un desierto con mas bárbaros y mas forajidos que todos los que se abrigan en el desierto de nuestras campañas. Londres tiene bajo sus plantas el mismo fango, y un célebre Romancista de nuestros días, ha transcripto escenas históricas de matanzas, no muy lejanas, que no tienen ejemplo sino en los países de la barbarie industrial”. Su lucha por la educación laica no lo reduce a un simple partidario en contra de la religión. Mas allá de la postura laicista de Sarmiento, un párrafo de Francisco Goyogana (2) ilustra su postura al respecto: “Sarmiento era laicista, pero no un laicista fundamentalista, pues la naturaleza del fundamentalismo laico es tan rechazable como el integrismo religioso. Más aún, Sarmiento se muestra partidario de pasar de una laicidad de ignorancia o rechazo del hecho religioso, a una laicidad de comprensión y reconocimiento de los aportes de las religiones a las culturas; ésa era la razón de su defensa de una enseñanza laica de la religión en las escuelas públicas y su pensamiento de que la libertad religiosa era más significativa aún que la libertad de culto. Para Domingo Faustino Sarmiento la realidad siempre era compleja, aunque fuera simple la verdad, y para su inveterada percepción del sentido de igualdad, la escuela pública laica era el santuario donde nadie hace diferencias.” Con aciertos y errores, Domingo Faustino Sarmiento fue un prócer de una importancia trascendental para nuestra historia. César Ríos (1) Nueva Historia Argentina, tomo 4, Liberalismo, Estado y Orden Burgués (1852-1880), Editorial Sudamericana, Buenos Aires, 1999. (2) Francisco M. Goyogana, Sarmiento y el laicismo: religión y política, Claridad, Buenos Aires, 2011.

César Ríos PRODUCTOR GENERAL Diego Ovejero diegoovejero@gmail.com

PRODUCCIÓN HISTÓRICA Centro de Estudios Históricos del Carcarañal historiadoresdelcarcaranal@gmail.com

COORDINACIÓN Prof. Pablo Sapei psapei@gmail.com

COLABORAN EN ESTE NÚMERO: Lic. Mabel Borga Dra. Griselda Tarragó Lic. Analía Gauna Prof. Sergio Paz Roberto Colimodio Galloso Cn. Julio Romay Lic. Sebastián Alonso Prof. Miguel Angel Piagentini Prof. Ricardo Celaya IMPRESIÓN Helemm Impresiones S.R.L. Colon 1968 - San Lorenzo - Santa Fe ES UNA PUBLICACIÓN DE Dzyan Ediciones Dr. Poucel 1078 San Lorenzo Provincia de Santa Fe Tel.: 03476 - 423771 sintesis@fibertel.com.ar www.periodicosintesis.com.ar


6 > > > SINTESIS DE HISTORIA

EL MARTIR SAN LORENZO Por Fray Herminio Gaitán o.f.m.

L

a ciudad de San Lorenzo, Santa Fe, tiene por pa-

fervor. En Roma, fue reconocido por su piedad, pure-

trono a un esclarecido santo del siglo III. Efec-

za de costumbres y preocupación por los necesitados

tivamente, Lorenzo nació en Huesca, en el reino de

El Papa Sixto II descubrió estas virtudes en el joven

Aragón,

hacia

español y le con-

el año 230. Sus

firió las sagradas

padres

fueron

órdenes. Elevado

Oroncio

y

a

Pa-

Diácono,

fue

ciencia, cristia-

constituido

nos tan fervo-

cediano, es decir

rosos y de tales

el primero de los

virtudes cristia-

Diáconos de la

nas que la igle-

Iglesia de Roma.

sia de Huesca

Esto equivalía a

los venera como

ser el colabora-

santos,

dor

cele-

Ar-

inmediato

brando su fiesta

del Papa en la

el 1° de Mayo.

celebración

Lorenzo

fue

los oficios divi-

educado

des-

nos y a la vez, se

de

de su más tier-

conformaba

na infancia en

el

la fe cristiana.

dor de los bie-

Esto quedó de-

nes eclesiásticos.

mostrado en el

Cumplió

i n t e r ro g a t o r i o

tareas con celo,

del

Emperador

devoción y fide-

Valeriano. Muy

lidad admirables.

joven, dejó Es-

En el cargo de

paña para radi-

Arcediano,

carse en Roma, pues

entendía

en

administra-

ambas

sus-

tituyó al propio Aparición de la Virgen a San Lorenzo - El Greco

Sixto II. Este últi-

que era en esa ciudad, sede del papado, donde estaba

mo dejó vacante este oficio por su elevación al trono

el centro de la religión que profesaba con acendrado

pontifical.


SINTESIS DE HISTORIA < < < 7

El emperador, instigado por Macriano, inició una

los circunstantes. Román, soldado de la guardia im-

cruel persecución contra los cristianos, después de

perial, favorecido con una visión angelical se convir-

un breve período de paz. El edicto fue publicado en

tió en ese momento a la fe cristiana. Llevado Lorenzo

el año 258. Se condenaba a muerte a todos los obis-

nuevamente al tribunal, dio el siguiente testimonio:

pos, presbíteros y diáconos sin dilación ni remisión, es decir, que ni renegando de su fe podían salvarse

“Soy español de nacimiento y de origen, pero he pasado

de la muerte. La cárcel mamertita se vio llena de los

toda mi juventud en Roma. Desde la cuna tuve la dicha

testigos de Cristo. Uno de los primeros en llegar a ella,

de ser cristiano y mi educación fue el estudio de las leyes

fue el mismísimo Papa Sixto II, cargado de hierros y

divinas”.

de cadenas. Lorenzo, como Diácono, pronto llegó a su lado, dispuesto a acompañarle también en el martirio.

No pudo continuar su exposición. La cólera del Pre-

Pero el anciano pontífice le advirtió que debía dar-

fecto lo interrumpió y mandó que le triturasen las

se prisa, distribuir todos los bienes de la iglesia a los

mandíbulas con grandes piedras. Fue consolado ce-

pobres y prepararse para lo que iba a venir. El santo

lestialmente en esta ocasión. Enterado Valeriano de

Papa le anticipaba que había sido elegido para el pa-

cuanto había ocurrido, mandó que lo tostasen a fuego

decimiento, pero a su vez, lo que Lorenzo iba a sufrir

lento. Extendieron a Lorenzo sobre una cama o parri-

en nombre de Cristo iba a hacerlo célebre

lla de hierro candente y colocaron rescoldo debajo, alimentándolo pausadamente con nuevos carbones

Tres días después de la muerte del santo pontífi-

encendidos.

ce, se cumplieron sus proféticas palabras. Lorenzo fue detenido y obligado a entregar los tesoros de la Iglesia. Por toda respuesta, presentó una muchedum-

“Estaba Lorenzo en aquella cama de fuego que fue motivo de conversión de muchos de los presentes”,

bre de menesterosos a quienes había socorrido con limosnas, diciendo al Emperador: “Aquí están nuestros

Según nos narra el autor de “El Año Cristiano”. De

tesoros”, Valeriano interpretó como una burla la sali-

acuerdo, al calendario romano, expiró serenamente el

da de Lorenzo y mandó que fuera azotado como al

día 10 de agosto del año 258. El cuerpo de Lorenzo,

más vil de los esclavos. Al día siguiente, Lorenzo fue

que exhalaba un fragante perfume, fue recogido por

llevado a reconocer todos los instrumentos de tortu-

Hipólito y el presbítero Justino. Lo enterraron en una

ra y advertido de que iba a ser sometido a cada uno

gruta de campo verano, camino de Trípoli, en el mis-

de ellos de no honrar adecuadamente a los dioses.

mo paraje donde con el tiempo se erigió en su nombre

El valiente español despreció las amenazas y reafir-

una iglesia. Esta se atribuye a Constantino el Grande

mó su fe en Cristo. Conducido a la cárcel nuevamente

y su ampliación, al Papa Pelagio II. Es una de las siete

curó milagrosamente a Lucilo, un cristiano que hacía

iglesias patriarcales. Forma parte de los numerosos

muchos años que había perdido la vista. Ante ese pro-

templos que se le han erigido a la cristiandad, verda-

digio, su carcelero, se convirtió al cristianismo. Pidió

deros monumentos por su belleza arquitectónica y el

el bautismo y a partir de entonces, lo imitaron en su

valor de las obras que encierran.

gesto otros paganos. Al tercer día, fue conducido Lorenzo ante el Tribunal del Prefecto, por orden del Emperador. Vanos fueron los halagos, las promesas y las amenazas.

Fi-

nalmente, le tendieron al potro y le dislocaron los huesos, luego lo flagelaron con escorpiones que des-

Material cedido por la Asociación Cultural Sanmartiniana de

pedazaron sus carnes. El santo creía llegado ya el

la ciudad de San Lorenzo. Agradecemos muy especialmente a

momento final, pero una voz del cielo le advirtió que

la Prof. Adriana Gaitán, presidenta de la Asociación Cultural

debía superar aun un nuevo combate por la fe. Narra

Sanmartiniana de San Lorenzo por la predisposición puesta de

la tradición que esta voz celestial fue oída hasta por

manifiesta al permitir la publicación de este artículo


EL ORIGEN DE UN NOMBRE.

SANTO O LAICO ¿POR QUÉ SAN LORENZO? Por Prof. Pablo Sapei La respuesta inmediata y expresada casi sin respirar, diría: “En honor a San Lorenzo Mártir, su santo patrono”.

¿DON LORENZO?

Pues bien, en el afán de demostrar conocimiento caería-

Bucear en el origen del topónimo San Lorenzo no es

mos en un craso error, ya que no existen pruebas feha-

un viaje breve ni superficial, nos conduce directamente

cientes de que el nombre re-

a los más antiguos tiempos

mita al santoral ni que haya

coloniales, ya que el nombre

sido inspirado en su figura.

San Lorenzo es anterior a la

Y esto es así, entre otras

propia instalación de las ór-

cosas, porque esta ciudad

denes religiosas en esta re-

(como muchas de la pampa

gión.

húmeda) tienen un pequeño

Si nos atenemos a lo afir-

inconveniente de origen: no

mado por Augusto Fernandez

poseen fundador ni fecha de

Díaz , el primer registro del

fundación; por lo menos tal

nombre Lorenzo

como nosotros entendemos

datarlo en 1633 (casi 80 años

por “fundación” o por “fun-

antes de la instalación de los

dar”. En los orígenes de San

Jesuitas), mas precisamente

Lorenzo no existe el cuadro

un 24 de noviembre, cuan-

que nos retrata un grupo de

do el Gobernador de Buenos

conquistadores

españoles

Aires, Don Pedro Esteban de

en derredor del palo de jus-

Ávila, le hace merced al con-

ticia, ni tampoco aparecen

quistador español General

funcionarios cortando cintas

Luis de Navarrete “de una

ni un hombre bonachón con

estancia (…) camino de la

pinta de estanciero brindan-

ciudad de Santa Fe desde la

do un discurso inaugural.

Cañada que llaman de Don

Entonces:

¿Por

qué

debemos

su

Lorenzo hasta la boca del río

nombre? ¿En honor a quién?

que llaman del Carcarañá...” .

En pos de intentar brindar

Las tierras recibidas en mer-

alguna respuesta a esta pre-

ced nunca fueron ocupadas

gunta, intentaremos hacer un raconto de un tema que

ni puestas a producir hasta que en 1656, un vecino de

concitó la atención de diferentes historiadores de la ciu-

Santa Fe de la Vera Cruz, Martín de Vera Aragón , recibe

dad y la región.

aquellas tierras que en merced real habia recibido Luis


de Navarrete y que se extendía desde el Río Carcara-

“Estancia Jesuítica del Carcarañal” cuyo casco central

ñá hasta el paraje de Don Lorenzo (el arroyo San Loren-

se ubicará en la actual localidad de Andino y tendrá re-

zo, conocido en tiempos coloniales como De las Vacas).

partidos seis puestos en todo su territorio, uno de ellos

Como se ve, dicha merced no hacía referencia a ningún

denominado Puesto de San Lorenzo a la vera del arroyo

“santo” sino a un “don”, si entendemos dicho término

del mismo nombre.

como perteneciente a un “hidalgo”o noble español. Tras la muerte de Vera en 1669, sus propiedades son

DE HIDALGO A SANTO

sometidas a subasta pública y tras varios frustados in-

La referencia a “Don Lorenzo” en las fuentes docu-

tentos de venta son adquiridas en 1673 por el Maestre

mentales mencionadas y que datan del siglo XVII, die-

de Campo Antonio de Vera Muxica, importante hombre

ron origen a varias teorías que buscaron dar respuesta

de negocios y vecino santafesino, quien ya poseía otra

a estos interrogantes: ¿Por qué en aquellas mercedes

estancia al norte del río Carcarañá. Nuevamente, aquí

Lorenzo no aparecía con el apócope de “San” sino con el

vuelve a surgir el nombre de “Don” Lorenzo. En efecto,

título nobiliario de “Don”? ¿Quién había sido Lorenzo? y

Vera Muxica había recibido en 1682, dos estancias, la pri-

¿Cuándo y por qué se produjo ese cambio?

mera de la cuales en la zona de los Desmochados (actual

El propio Fernández Diaz, quien aportó las fuentes

Casilda) y otra en “la Bajada de los Espinillos de Men-

documentales en cuestión, ensaya una breve explica-

dieta. Que corre río arriba de la Bajada de Don Lorenzo

ción de esos interrogantes. Sostiene que en la escritura

hasta topar con las tierras de la merced del maestre de

de venta de la merced de Martín de Vera Aragón, fecha-

campo Andrés de los Robles y río abajo corre por la cos-

da en Buenos Aires, el 7 de marzo de 1673, no se hace

ta del Paraná hasta el río y bajo de Salinas” (actual arro-

referencia a “don Lorenzo” como sí se afirma en el acta

yo Ludueña). La enorme extensión territorial conforma-

realizada al adquirir dicha merced en 1656, sino que por

da por las tierras de Vera Aragón adquiridas en subasta,

el contrario, se menciona a “San Lorenzo” y que dicho

sumadas a las dos mercedes con las cuales ya contaba,

cambio en la nomenclatura se debería a “alguna capilla

serán vendidas por el hijo de don Antonio de Vera Muxi-

u oratorio que en aquel lugar existía, erigida por Don

ca a la Companía de Jesús en 1719, conformándose la

Martín de Vera, con asistencia de la orden franciscana y decimos esto porque en el acta de posesión de la merced en 1657, firma como testigo el padre guardían Juan Antonio Caravajal” . Ahora bien, queda claro que el topónimo “Lorenzo” es anterior a la llegada de jesuitas y franciscanos, por ende no debe su nombre al accionar piadoso de estas órdenes mendicantes y que en algún momento de aquellos primeros tiempos en la región, se trasmuta el “Don” por el “San”, nombre con el cual será conocida dicha zona durante todo el


siglo XVIII y XIX, aún antes de que surja un núcleo urbano. Pero, aún tomando como válida la teoría esgrimida por Fernández Díaz, fundamentando dicho cambio en la supuesta existencia de una capilla (de la cual no hay registros documentales ni arqueológicos), queda aún una pregunta central por responder: ¿Si no fue un santo, en qué Lorenzo debemos bucear el origen del topónimo regional? Fernández Díaz, en otras publicaciones, esgrime una respuesta a dicha pregunta: la zona debe su nombre a Don Lorenzo Suárez de Figueroa “conquistador de Córdoba, jefe de la partida expedicionaria que siguiendo instrucciones de Jerónimo Luis de Cabrera (fundador de la ciudad de Córdoba) llega hasta las costas del río Paraná, en el intento por abrir una puerta a la provincia del Tucumán y a la propia Córdoba”, recientemente fundada. Siguiendo el razonamiento de este autor, Súarez de Figueroa habría llegado hasta el arroyo de San Lorenzo “donde grabaría su nombre de pila para recuerdos de los tiempos y testimonio de su hazaña: la de llegar hasta ese lugar lejano” Ricardo Orta Nadal, también avala la teoría que le atribuye el origen a la figura del conquistador español Don Lorenzo Suárez de Figueroa, como resultado de la expedición que bajo su mando llegó al río Paraná en

Mapa de la región hecho por Tomás Faulkner

septiembre de 1573, con el objetivo de fundar el Puerto de San Luis de Córdoba, lo cual no pudo cumplir por la acción de Juan de Garay, quien había fundado Santa Fe meses antes y que revindicó dicha área como perteneciente a la ciudad recién fundada. El Dr. Melitón Hierro, uno de los primeros historiadores de la ciudad de San Lorenzo, avala la hipótesis de Fernández Díaz, pero afirma que su trascendencia no se debió a “que grabara su nombre en algún árbol” sino que Don Lorenzo Suárez de Figueroa realizó una “labor tan benemérita, justa y bondadosa, que adquirió fama entre los indios y los pocos españoles que habían quedado”, es decir su buena acción y ejemplaridad quedarían guardados en las retinas de los naturales de la región hasta el punto darle nombre al lugar. Finalmente para Melitón Hierro, el cambio de nomenclatura a “San Lorenzo” se debió a la acción de los jesuitas cuando adquieren y establecen la estancia de San Miguel del Carcarañal. Siguiendo esta línea que sostiene el origen de Don Lorenzo en un personaje histórico, que tuvo contacto con esta región, el propio historiador sanlorencino Roberto Iván Biraghi ensaya su singular respuesta. En su texto “Historia de San Lorenzo” afirma que Don Lorenzo no hace referencia a una distinción señorial castellana, sino que en realidad sería la abreviatura del nombre Domingo, ya que afirma que “entre los fundadores de la ciudad


de Santa Fe figuraba un “Domingo Lorenzo”, por lo que

rosidad o no, que pueden ser categorizadas como mas

no sería extraño que, en su calidad de fundador, reci-

cercanas o mas lejanas al sentido común, pero que reite-

biera algún beneficio de la Corona, mas específicamente

ramos no son sino interpretaciones de escritores o his-

el derecho a “vaquería”, esto es, autorización para ca-

toriadores con mayor o menor rigurosidad académica

zar animales cimarrones, caballar o vacuno y que dicha

o profesional. Vale esta afirmación, tanto para aquellos

“concesión” se hubiera establecido en derredor de una

historiadores que sostuvieron que el nombre derivaba

aguada natural como era el arroyo de Las Vacas “hoy San

de un conquistador español, que recorrió estas tierras, o

Lorenzo”. Finalmente, Biraghi afirma que la zona podría

de uno de los “mancebos de la tierra” que acompañaron

haberse conocido como “pago de Domingo Lorenzo” y

a Garay o bien, aquellos que piensan que el nombre tiene

que con el correr del tiempo y a fuerza de costumbre

como único origen la fe hispánica de los conquistadores

el nombre se abrevió, primero a “Dom Lorenzo” y final-

y la política de reducciones y encomiendas coloniales.

mente a “Don Lorenzo”. Para darle vigor a su teoría y por ende minimizar la que le otorgaba preeminencia a la figura del conquistador español, Biraghi afirma de modo contundente “y no se diga que el discurrir de Lorenzo Suárez de Figueroa pudo influir más que lo afirmado, porque no resiste el menor analisis” Pero a contramano de las teorías descriptas páginas arriba, para el historiador Fray Herminio Gaitán, el origen del nombre sigue teniendo una concepción secular y religiosa, atribúyendoselo a la existencia de la Reducción de San Lorenzo de los Mocoretá, fundada por Her-

Diaz Fernandez Augusto “El primer remate de tierras en los Arroyos” revista “Subasta”, octubre de 1952.

nando Arias de Saavedra y regenteada por un misionero

En la merced recibida, Martín de Vera y Aragón, establecerá la

Franciscano Andrés de Espinoza. Dicha reducción (cuya

estancia de “La Vera Cruz del Carcarañal” la cual tuvo una acti-

ubicación cierta y certera es objeto de debate aún)

y

vidad importante y floeciente, ya que en su escrito testamenta-

que Gaitán fija en la actual Maciel, desaparece en 1631,

rio, Vera y Aragón declarará 1400 potros, 500 ovejas y 200 cabras.

pero queda flotando su nombre en la región, a la cual

Fernández Díaz Augusto, “El primer remate de Tierras en los

terminará bautizando “no se ha de buscar en otros mo-

Arroyos”, revista Subasta, 1952 pág. 6.

tivos que la fe hispánica la designación de San Lorenzo

Fernández Díaz “acerca del remoto origen de un nombre histó-

primero al pago, luego al puesto y finalmente al campo

rico” publicado en el diario La Capital y extraido del libro “His-

donde se levantó el Convento” .

toria de San Lorenzo” de Roberto Biraghi, editorial Almafuerte, año 1981, pago 207.

Conclusión: A modo de resumen, podemos afirmar que el nom-

Ricardo Orta Nadal “Tomás Falkner en el pago de los arroyos y los albores de la paleontología Argentina” Revista de Historia

bre de San Lorenzo, definitivamente queda desligado de

de Rosario, N° 30, año 1979, pág. 5

cualquier atribución en su nomenclatura, ya sea a jesui-

Historia de San Lorenzo de Roberto Iván Biraghi, pag. 210.

tas o franciscanos, que la zona recibía dicha nominación

Existen numerosas discusiones y textos que establecen dife-

antes de la llegada de las órdenes seculares a establecer-

rentes ubicaciones para dicha reducción, desde Amadeo Soler,

se en la región. Y que dicho nombre tenía ya, en tiem-

que la ubica en la zona de Gaboto, pasando por el cronista Pedro

pos coloniales, una impronta que se traducía a toda una

Truella que la cita como origen de los primeros pobladores de la

región bautizando diferentes accidentes geográficos,

actual Rosario. Idéntica disputa se dio en torno a la hipotética

como el arroyo San Lorenzo por citar un ejemplo.

ubicación del puerto de San Luis, fundado por Jerónimo Luis

Que no existen documentos certeros que permitan

de Cabrera o el sitio en el cual fue muerto Juan de Garay, con-

explicar el origen del nombre, solo deducciones o inter-

frontaciones que expondremos con más detalles en próximos

pretaciones subjetivas de diferentes historiadores, que

números de SINTESIS DE HISTORIA.

basándose en fuentes o documentos ensayan interpretaciones que pueden ser sostenidas con mayor rigu-

Fray Herminio Gaitán “Nace una ciudad” gacetilla publicada por la imprenta municipal de la ciudad de San Lorenzo.


12 > > > SINTESIS DE HISTORIA

VISITA DEL PRESIDENTE DR. ROQUE SÁENZ PEÑA Por Prof. Miguel Angel Piagentini

E

l 20 de mayo de 1913, un Presidente de la Nación,

conjugaba contra el anhelo de aquellos hombres de los tiempos

el Dr. Roque Sáenz Peña, visitó por primera vez la

idos; un factor necesario, imprescindible, que debía producir la

ciudad de San Lorenzo. No había podido llegar para con-

armonía del conjunto, olvidado de todos, despreciado por todos,

memorar el Centenario del Combate de San Lorenzo, el 3

quedaba atrás una idea que vivía en todos los espíritus, un

de Febrero de 1813, entonces lo hizo unos días después.

rumor clamoreado silencioso y públicamente, un gesto y una

Ese 20 de mayo fue un día destemplado, con lluvia. La

actitud que de haberse producido con anticipación hubiera sido

gente no pudo agolparse demasiado alrededor del Pre-

el preámbulo de la grandeza nacional. Sabed que me refiero a

sidente nacional. Este llegó en el Crucero “Buenos Aires”

una de las grandes conquistas que nos faltaba alcanzar en la

acompañado por su esposa, Rosa González. También es-

república: el sufragio libre. Y este centenario de San Lorenzo,

tuvieron presentes: el Tte. Gral. Pablo Ricchieri; el gober-

que conmemoramos al amparo de este pino secular, en cuyo

nador de la Provincia de Santa Fe, Dr. Manuel Menchaca;

tronco se sentó para descansar después de la batalla el glorioso

los Ministros nacionales, Sáenz Valiente, Mújica y Vélez y

capitán, envuelto en el manto de la gloria, parece que hubiera

por último, los ministros provinciales, Dr. Manuel de Iri-

estado acechando el triunfo del complemento de lo material de

goyen, Dr. Puccio y Dr. Mosca y Herrera.

la Nación, porque aquí fue precisamente en Santa Fe, en una lu-

Sáenz Peña fue el presidente que estuvo más tiempo

cha que honra y honrará a la democracia argentina, donde por

en esta localidad, ya que se retiró a las 13.30 horas del

vez primera, en comicios libres, surgió un gobernador verdade-

21 de mayo, después de una ardua actividad. Se colocó

ramente representante de las aspiraciones populares”.

la piedra del futuro Monumento y del Colegio “San Car-

Y continuó:

los”, el mandatario visitó la celda de San Martín y se dio lectura a la carta que este último enviara a los padres

... “Ahí están para enseñanza de todos, las últimas luchas

franciscanos. Sáenz Peña almorzó en el Regimiento 3° de

comiciales, el pueblo consciente, la opinión pública, triunfó fá-

Artillería y bailó en el Club “El progreso” después de cenar

cilmente en las grandes ciudades argentinas, en los principales

en el Convento San Carlos. Varios discursos se dijeron en

focos de cultura, en los centros y emporios comerciales, donde

esa oportunidad, destacándose el del Gobernador de la

surgen a diario fecundas y saludables iniciativas, donde el es-

Provincia de Santa Fe, Dr. Menchaca y el del Dr. Pedro S.

píritu ciudadano vive palpitante buscando más aire y más luz

Alcacer.

y fue arrollado unas veces por la masa inculta, por el anónimo

Menchaca expresó, entre otros conceptos:

irresponsable, otras por errores funestos aún encarnados en nuestra democracia por los que hago votos porque desaparez-

“... y habéis llegado a Santa Fe en hora justa. La Nación ve-

can. Hasta aquí llega, pues, la influencia de la escuela, después

nía produciendo desde hace muchos años el proceso de su de-

de haber pasado por el hogar y el pueblo. Me ratifico también

sarrollo material en forma que pudiera decirse alarmante para

en la costumbre y hábito de los gobernantes, porque al solo sen-

el patriotismo. La navegación de los ríos, el riel y la inmigración

timiento nuestro, al solo indicio de garantía electoral hecho al

europea se dejaron sentir hondamente en el desarrollo inespera-

pueblo de Santa Fe, en el sentido de que quisiera votar, él concu-

do y el comercio tomó vuelo, las industrias sacudieron su iner-

rrió en masa a la urna y como en ninguna parte depositó en ella

cia, los campos se cultivaban, la iniciativa ganadera adquirió

la boleta de su propia voluntad”…

proporciones honrosas y la fábrica y los talleres con asombrosa

Finalizó diciendo:

rapidez, completaban la grandiosidad del cuadro. Pero había algo que quedaba rezagado en el camino, parecía que todo se

...“Pongámonos todos sobre el esfuerzo realizado. La época


SINTESIS DE HISTORIA < < < 13

está exigiendo la prolongación de la energía puesta al servicio

patricias, como que a sus moradores, herederos de una tradición

de una causa retardada; realizar la obra es retrotraer el espíritu

gloriosa obtuvieron por mérito propio, antes de solicitarla por

altivo, noble y entusiasta de los soñadores de mayo, habremos

sus abnegados servicios a la patria haciendo, su carta de ciu-

cumplido con un deber impuesto, lo mismo al gobernante que al

dadanía argentina en los albores de la Revolución Americana.

ciudadano y la patria vivirá feliz, fuerte y libre al amparo de la

Leed y releed, al efecto, la carta, credencial amorosa del gran

justicia, del derecho y de la libertad. He dicho”…

San Martín que así pregona el desinterés y el abnegado patrio-

El Dr. Pedro S. Alcacer dijo:

tismo de estos pobres franciscanos en las horas gloriosas del 3 de febrero de 1813 y que con amor, todo argentino guarda en los

“La comunidad franciscana de este histórico convento me

claustro de este convento”.

encarga recibiros en los portales de su santuario y daros en su nombre la bienvenida, con motivo de vuestra visita a este pue-

Tras un detalle de lo que significaba la revolución del

blo en el faus-

25 de mayo y

to centenario

el

del Combate

del

Coronel

de San Loren-

San

Martín

zo, sobre el

en San Lo-

campo mismo

renzo, termi-

en que tal he-

nó diciendo

cho de armas

Alcacer:

Combate

tuviera lugar. Desempeño

“Bienve-

complacido

nida la liber-

tan grato en-

tad

cargo,

con-

es

licencia,

de

al

desorden,

que hay recí-

ni

anarquía.

proca

Bienvenido

vencido

honra

que

no

en recibiros y

el

ser recibidos

que no es la

en este lugar,

avaricia

cuando

la

la

nación entera despierta hoy

progreso, ni

sordidez.

Bienvenido el Visitó la ciudad en ocasión del centenario del Combate de San Lorenzo, fue el primer presidente en visitarla

porvenir

que

alborozada a la mágica evocación de los recuerdos de la primer

nos halaga que no ha de ser ni espejismo, ni utopía. Estáis bien

centuria revolucionaria y asisten aquí todas las provincias ar-

en este sitio, al frente de vuestro pueblo. Desde su gloriosa altu-

gentinas con sus numerosas y selectas delegaciones y cuando,

ra podréis dominar vuestras respectivas jurisdicciones y con la

en particular, la Provincia de Santa Fe, sus autoridades y su

frente alta, iluminada con la luz del sol de este día, y el corazón

pueblo se regocijan en recibir al primer mandatario de la repú-

palpitando amor de Patria, hacer felices a vuestros gobernados.

blica, a los representantes dignísimos de su Ejecutivo y de su

Bienvenido así a sentarse bajo las viejas ramas, a la sombra

escuadra, y cuando todos aquí hombres o mujeres, emulando

auspiciosa y benéfica de ese gran pino histórico, sí, él ha de ser

virilidades o altiveces de ternuras o amores que el ambiente y el

el árbol simbólico de nuestras libertades, que reguemos todos

lugar estimulan, venimos a evocar memorias por la grandeza y

los días con los sudores de nuestras fatigas por la grandeza de

por las glorias de la Patria”…

la patria y su perpetuación a través del tiempo y del espacio.

Luego afirmó:

Bienvenidos a ese templo, atalaya cubierta de nuestro gran Capitán y de su heroica legión de Granaderos donde vais a entrar

... “Bien lo sabéis, no venís a una casa extraña. Venís a un hogar argentino, vetusto sí, pero saturado del perfume de virtudes

para impetrar para vosotros y vuestro pueblo las bendiciones del Dios de las Naciones. He dicho”


EL DÍA DESPUÉS: LOS MÉDICOS EN EL COMBATE DE SAN LORENZO Cirujano Protomédico Manuel Rodríguez y Sarmiento Por Roberto A. Colimodio y Julio A. Romay

Introducción

curanderos hacía que no fuera redituable la profesión, y se dedicó al comercio. Viajó a Corrientes con algunas

El 28 de enero de 1813 parten de los cuarteles de Re-

mercaderías, con la idea final de establecerse en Misio-

tiro 150 granaderos a caballos, al mando del coronel San

nes, proyecto malogrado por las dificultades existentes

Martín, rumbo al Litoral tras los barcos realistas que sur-

en esos tiempos.

caban el Paraná. Su marcha tiene fin en San Lorenzo,

En 1790 los enfermos de lepra deambulaban libremen-

donde el 3 de febrero de 1813 se enfrentan a 250 solda-

te por la ciudad, lo cual fue observado por el Protomédi-

dos leales a Fernando VII, a orillas del río frente al Con-

co Gorman, quien solicitó al Gobierno la construcción

vento San Carlos. Una vez terminada la acción, la aten-

de un lazareto a cuyo cargo puso a Manuel Rodríguez y

ción médica de los heridos fue realizada por los Padres

Sarmiento.

Franciscanos y el cura de Rosario, Julián Navarro, puesto

En 1791 revalidó su título de cirujano ante el Tribunal

que el Regimiento había viajado sin médico desde Bue-

del Protomedicato integrado por los doctores: Gorman,

nos Aires. Una carta que el canónigo Navarro envía al

Argerich y Capdevila.

gobernador Beruti, dando cuenta de los hechos ocurri-

Un año mas tarde fue nombrado cirujano de la Com-

dos y de la situación imperante, hizo que desde Santa Fe

pañía de Blandengues. Se hizo cargo de la curación y

se tomasen medidas enviando a San Lorenzo al cirujano

asistencia de los enfermos del mal de Hansen. Fue el

Manuel Rodríguez y Sarmiento, sobre quien haremos

primer médico en el país que se ocupó de los atacados

una semblanza de su vida como reconocimiento a su ac-

por lepra. En ese año trató a algunos enfermos alojados

tuación en San Lorenzo y en la provincia como médico.

fuera de la ciudad y les proporcionó la asepsia correspondiente. Entre marzo de 1793 y setiembre de 1794 se

Su vida hasta el combate de San Lorenzo

ocupó de ellos en el hospital provisorio. En 1802 solici-

Nació en el año 1762, en La Coruña, España. Sus pa-

tó nuevamente al Cabildo medidas higiénicas sobre el

dres fueron Gerónimo Rodríguez y doña Francisca Sar-

asunto. Con su apoyo se continuó con la acción contra

miento. Cursó la carrera de medicina en España, reci-

los curanderos.

biéndose de “médico romancista”, según dice su título,

También practicó activamente la aplicación de la va-

por no hablar latín. En esas tierras, llegó a ser cirujano

cuna, contando con la colaboración del teniente de go-

de los Reales Ejércitos.

bernador Gastañaduy. A pesar de su origen español, apo-

Arribó a Buenos Aires en 1787, con su esposa Francis-

yó la Revolución de Mayo desde sus inicios. De su obra

ca del Fresno y parte de la familia de ella. Al poco tiempo

como galeno se ocupa pormenorizadamente el Dr. Fede-

fue destinado a la Patagonia, mas precisamente al puer-

rico G. Cervera en su “Historia de la Medicina en Santa Fe”.

to San José, cerca de la Península Valdés. Por cuestiones de salud, partió de allí al año y pasó a Fortín Almagro,

Su actuación en San Lorenzo

hasta que se radicó en Santa Fe con su familia. Abando-

Manuel Rodríguez y Sarmiento partió de la ciudad de

nó temporalmente la medicina, porque la existencia de

Santa Fe por órdenes del gobernador Antonio Luis Beru-


SINTESIS DE HISTORIA < < < 15

ti, a la media noche del día del combate, con su carreti-

concretándose la obra en 1832.

lla. Ésta consistía en un carro tirado por caballos, más

Falleció el 31 de agosto de 1837 a los 75 años de edad.

pequeño que la carreta de bueyes, y así se trasladó debi-

Se lo recuerda como “el higienista de la montonera”.

do a que era un hombre muy obeso y no podía hacerlo

Toda la ciudad lloró su pérdida, y sus restos mortales ya-

cabalgando.

cen sepultados en la iglesia de San Francisco. Había sido

Su llegada al convento de San Lorenzo debió produ-

el introductor en esta región de la vacuna antivariólica

cirse el día 4 de febrero al mediodía, con un botiquín

y fue uno de los fundadores de la Academia Nacional de

y una “pieza de puntiví para vendaje y las hilas nece-

Medicina, gestada por Bernardino Rivadavia.

sarias” , posiblemente antes que llegara el otro médico

Había contraído matrimonio con doña Francisca del

que se hizo presente ese día para atender a los heridos

Fresno, en Galicia, España. Tuvo numerosa descendencia

(José Rives). “Don Manuel Rodríguez permaneció en San

(más de 20 hijos), con mayoría de mujeres, vinculadas a

Lorenzo aproximadamente una semana hasta la llegada

las familias tradicionales de Santa Fe. Tres de ellas se ca-

del Dr. Argerich” (según Cervera).

saron con futuros gobernadores de provincia: Estanislao

En el oficio de San Martín del 06 de febrero de 1813

López, Domingo Cullen y Domingo Crespo. Su hijo, Pe-

dirigido al Triunvirato dice que: “Me parece oportuno,

dro Rodríguez del Fresno, fue gobernador de la provincia

suplicar a V.E. que, si lo tiene a bien, remita un Cirujano

durante 50 días nombrado por Lavalle en 1839. La rica

para la curación de los heridos, aunque ya me he pro-

genealogía de los Rodríguez del Fresno contiene, entre

porcionado algunos menos prácticos y que el mejor es

sus miembros numerosos, políticos que ocuparon im-

indispensable regrese a su Hospital de Santa Fé”.

portantes cargos gubernativos y legislativos. En la localidad de Recreo, un moderno hogar para le-

Médico en Santa Fe

prosos lleva su nombre. Carlos E. Pellegrini pintó su re-

Al organizarse el Hospital Militar santafesino fue mé-

trato al óleo que se encuentra exhibido en el Museo de la

dico allí. Por disposición de su yerno, el gobernador Esta-

Iglesia de San Francisco, en la ciudad de Santa Fe.

nislao López, embalsamó la cabeza del general Francisco

Era de buena estatura, grueso de cuerpo, pelo y ce-

“Pancho” Ramírez, caído en Río Seco, Córdoba, en julio

jas castaño oscuro, no muy cerrado de barba; una cica-

de 1821. La factura elevada por honorarios por el doctor

triz arriba de la ceja izquierda sobre la frente; otra en

Rodríguez al gobernador se encuentra en el Museo del

la mano derecha sobre el carpo; ojos pardos, nariz algo

Círculo Médico de Santa Fe. La cabeza del Supremo En-

afilada y de cara redonda, señas que le daban un aspecto

trerriano fue exhibida en una jaula por largo tiempo en

patriarcal.

el cabildo santafesino.

En el año del Bicentenario del Combate de San Lo-

En 1823 fue designado Protomédico de la Provincia. Al inaugurarse el Hospi-

renzo, el Dr. Iván Cullen, descendiente de Rodríguez y

Manuel Rodríguez y Sarmiento (La Coruña 1762 Santa Fe 1837)

Sarmiento, presentó ante

tal de Santa Fe, llamado

el Concejo Municipal de

“de la Concepción, de

la ciudad de San Lorenzo

Belén y de Caridad”, or-

un proyecto para designar

ganizado por los Bethle-

a una de las calles con el

mitas, Rodríguez fue uno

nombre del cirujano que

de sus médicos. Gracias

colaboró en la atención de

a su gestión se hizo una

los heridos del combate

colecta de fondos desti-

hace 200 años y que tuvie-

nados a la construcción

ra tan destacada actuación

de un lazareto. El 24 de

médica provincial. Inicia-

octubre de 1824 fundó el

tiva que celebramos desde

primer leprosario argen-

esta Revista propiciando el

tino en la isla La Guar-

recuerdo de los héroes de

dia, ubicada a dos leguas

la gesta sanmartiniana y

de la ciudad de Santa Fe,

sanlorencina.


16 > > > SINTESIS DE HISTORIA

SAN LORENZO: UNA CIUDAD HISTÓRICA Y COMERCIAL Por Miguel Ángel Piagentini y Ricardo Celaya

L

a ciudad de San Lorenzo no es sólo el combate,

te las necesidades primarias, una población dividida en

es una localidad en la cual el comercio también

partes casi idénticas entre lo urbano y lo rural, pero am-

forma parte de su esencia, siendo actor principal de sus

bas más cercanas a matarifes y quinteros que de hacen-

cambios. A continua-

dados y estancieros.

ción homenajearemos

En cuanto a datos

a aquellos emprendi-

de población, de los

mientos que acompa-

casi 2.000 habitantes

ñaron a la ciudad en

existentes en 1900, se

las tres primeras dé-

pasa a los 4.000, 4.500

cadas del siglo XX a

recién para 1930. Pero

través de sus antiguos

desde este año hasta

avisos.

1943, el número treaños,

pa a los 10.793 indi-

San Lorenzo presenta-

viduos. Siendo reflejo

ba una situación muy

del proceso de indus-

diferente al presente:

trialización, el cual de-

no contaba con pavi-

bió transcurrir varias

mento a Puerto Ge-

décadas para que se

neral San Martín, su

consolidara, y de mi-

principal actividad era

graciones internas.

En

aquellos

la agricultura, prefe-

Haciendo un balan-

rentemente se cultiva-

ce, vemos cómo San

ban trigo, lino y maíz

Lorenzo es una ciudad

(en ese orden). Tam-

cuyo desarrollo no es-

bién había numerosas

tuvo radicado en el

quintas frutales, cuya

impulso de una sola

producción se enviaba

persona, sino por el

a los mercados de Rosario, especialmente duraznos, nís-

esfuerzo de varios individuos y grupos, construida hori-

peros, membrillos, peras y manzanas.

zontalmente. Estos avisos forman parte de la por enton-

Para 1927 los precios de la hectárea de tierra en la co-

ces “San Lorenzo pueblerina” entre los años 1911 y 1927,

lonia variaban de $800 a $1.500 y el metro cuadrado en

poco tiempo después habrán de llegar notorios cambios

la planta urbana oscilaba de $0.50 a $8. Existía una sola

que rápidamente transformarían para siempre su desti-

entidad bancaria, la del Banco Nación, recientemente

no. Desde este 2013 vaya nuestro reconocimiento a to-

inaugurada, que brindaba servicios a toda la región.

dos los que construyeron nuestra ciudad cotidianamen-

En cuanto a los profesionales, escaseaban los aboga-

te, dado que todos formamos parte de esta historia.

dos, aunque sí había escribanos y médicos, el uso del transporte automotor era incipiente, no existían escuelas secundarias. El panorama era muy claro, en la San Lorenzo de entonces no había industrias; un comercio escasamente diversificado y que atendía principalmen-

Bibliografía Periódico “El Pino” - 15 de marzo de 1911 Periódico “La Aurora” - 15 de septiembre 1927


SINTESIS DE HISTORIA < < < 17


UN BOTICARIO FRANCÉS EN SAN LORENZO EN 1866 Por Sebastián Alonso

A

través de un expediente conservado en el Ar-

San Lorenzo el 28 de mayo de 1866. En ella, él cuenta

chivo Histórico de la Provincia (Ministerio de

que es natural de Chambéry (localidad prealpina de

Gobierno - Sección Gobierno, Tomo 29, expediente 17,

Saboya, Francia), que se había radicado en San Loren-

año 1866) podemos conocer las alternativas de un

zo en 1862 y que había establecido una botica “perfec-

conflicto suscitado entre el boticario de San Lorenzo,

tamente provista de cuanto pueda demandar la necesidad

Adolfo Saluce y otros comerciantes locales que ven-

pública desempeñándola yo mismo en persona hasta aquí

dían medicamentos.

con el esmero, estudio y consagración que ha merecido la

Dicho expediente se inició con una carta dirigida al

confianza de varios médicos”. Comenta Saluce que pri-

gobernador de la Provincia Nicasio Oroño, fechada en

mero había trabajado varios años en la Botica del Glo-


SINTESIS DE HISTORIA < < < 19

puede distinguir una simple sal del arsénico?...Una dosis del mismo elemento sana y otra del mismo mata y hace desaparecer del mundo en pocos minutos quizás a una persona la más amada!”. Adolfo Saluce se quejaba y aducía que él había sido el primero en traer una botica a San Lorenzo y que era su deber advertir a las autoridades que, en un futuro, una familia entera podía morir por una receta mal preparada y él no quería ser confundido, en ese caso, con esos falsos boticarios. Por eso Saluce solicitaba al gobernador que “sirva en obsequio del orden público, en seguridad de esta población y en justicia, ordenar que en este pueblo de San Lorenzo no permita la autoridad la venta de materias farmacéuticas en casas particulares que ni son boticas, ni sus expendedores poseen conocimientos algunos en la materia”. En otro escrito fechado el 28 de mayo de 1866, que consta en otro expediente, el boticario francés se quejaba, junto con otros comerciantes de San Lorenzo, de la proliferación de vendedores ambulantes. El 7 de junio de 1866, desde Santa Fe, el Oficial Mayor del Ministerio de Gobierno, Juan Carreras, envió una nota al Presidente de la Municipalidad de San Lorenzo, pidiéndole que informara sobre la denuncia del boticario. El 18 de junio, Vicente J. Silva, Presidente de la Municipalidad de San Lorenzo , contestó al mencionado Oficial que lo dicho por Saluce era cierto. Silva dice también que no había prohibido la venta de medicamentos en casas particulares, porque se trataba de remedios simples que “creo que no podrán perjudicar, por cuanto no tuve queja ninguna de aquellos”. Comentaba Silva también que el boticario francés había tratado de prohibir a dos comerciantes la venta de remedios y que éstos pidieron a Saluce que mostrara “sus diplomas” y éste no pudo mostrarlos… En base al informe elevado al gobernador por Vibo de la ciudad de Rosario. También dice que, en más de una ocasión, había facilitado noblemente medicamentos a sanlorencinos que los necesitaban y que no los podían adquirir por falta de recursos. El boticario Saluce denunciaba al gobernador Oroño que había casas particulares de negocio cuyos propietarios, sin conocimientos de Farmacología, vendían medicamentos a los habitantes de San Lorenzo. Dice textualmente Saluce: “¿Quién sin conocimientos

cente J. Silva, el 4 de octubre de 1866 el gobernador mandó no hacer lugar a la solicitud de Saluce y archivar el caso.


A 127 AÑOS DE SU FUNDACIÓN

ENTRE PARAÍSOS, VÍAS Y UN GRAN RÍO

Algunas consideraciones en torno al origen y desarrollo de la actual ciudad de Capitán Bermúdez Por: Prof. Pablo Sapei


SINTESIS DE HISTORIA < < < 21

E

refrán popular “siempre hay un buen

distrito de Capitán Bermúdez) don-

n el mes de septiembre, más

motivo para festejar”

levantamos

de se levantó una posta de correos

precisamente el día 26, teniendo

bien alto la copa, para saludar a la

que, ubicada sobre el camino real a

como respaldo una ordenanza munici-

ciudad de Capitán Bermúdez por un

Asunción, prestaba su servicio 4 le-

pal sancionada en 1986, se estableció

nuevo aniversario de su “oficial” na-

guas al sur hasta la capilla del Rosa-

el 26 de septiembre de 1886 como fecha

cimiento y aprovechamos estas pá-

rio y 5 leguas al norte hasta el arroyo

formal de su fundación, por tal motivo

ginas para trazar algunas líneas en

San Lorenzo (la posta de San Loren-

la comunidad de Capitán Bermúdez se

torno a sus dilatados orígenes.

zo aún no existía). El primer maes-

apresta a conmemorar un nuevo aniver-

tre de posta fue Juan Toval, quien

sario de su origen. Cómo hemos sosteni-

tras fallecer en 1787, fue remplazado

do en muchos de nuestros artículos, fijar

SIGLOS DE SOLEDAD

por Anselmo Basualdo Ramos quien

por decreto, sin fundamentos sólidos ni

El primero en ostentar el título

tras perder la vida en forma violen-

sucesos históricos que fehacientemente

de propietario de estas tierras y fi-

ta, fue sustituido primero por su

lo respalden, una fecha de fundación y

jar en ella el casco de su estancia,

viuda Francisca Roldán y luego por

un fundador, fue el resultado de la bús-

fue un prominente vecino de Santa

Sebastián Basualdo. Este último, tal

queda de efímeras glorias por parte de

Fe, el maestre de campo Antonio de

como afirma Mikielevich “colaborará

las autoridades políticas del presente

Vera Muxica, quien solicita y obtie-

con Celedonio Escalada y San Martín,

y no de genuinas acciones ligadas a la

ne por merced real las tierras que

suministrándole la caballada necesaria

recuperación y puesta en valor de la me-

se extendían desde la bajada de San

la noche del 2 de febrero de 1813”. La

moria histórica de una comunidad.

Lorenzo, hasta el río y bajo de Sali-

ubicación y la denominación exac-

nas (hoy arroyo Ludueña). Será Vera

ta de la posta en la cual San Martín

Muxica quien en 1719 venderá dicha

conoció al viajero inglés Juan Parish

Esa manipulación del pasado a

estancia a la Compañía Jesuita esta-

Robertson y recibió la caballada con

partir de intereses mezquinos del

blecida en Santa Fe, para la cría de

la cual cargaría contra los realistas

presente, impulsaron en el año 1986

ganado vacuno, mular y caballar, la

en San Lorenzo, fue objeto de una

a establecer un origen y dotar de

cual pronto se convirtió en el esta-

controversia y una confusión que

un fundador (el comerciante rosa-

blecimiento jesuita más productivo.

abarcó a muchos historiadores, ge-

rino Juan Ortiz) a una ciudad como

En 1767 el rey Carlos III expulsa a la

nerando gruesos errores que mar-

Capitán Bermúdez, que al igual que

Compañía de Jesús de todas las tie-

caron la opinión colectiva local. Por

tantas otras del sur de Santa Fe, fue

rras del reino de España, decisión

último, esta posta funcionó hasta

el resultado de una formación, len-

que aquí se ejecutará un año des-

aproximadamente 1820, cuando fue

ta, dispersa y si se quiere anárquica

pués. Los religiosos se ven obligados

desarticulada.

de migrantes e inmigrantes, que en

a abandonar tierras, conventos y es-

derredor de una estación de trenes,

tancias, pasando la administración

impulsados por el afán de construir

de las mismas a la Junta de Tempo-

LA POSTA DE SILVA y la MANSIÓN ARGUMEDO

futuro en la pampa gringa o en las

ralidades establecida en Santa Fe y

Corría el año 1862, cuando el go-

noveles fábricas, dieron origen a

a cargo del Teniente de Gobernador

bernador Nicasio Oroño decidió la

estas comunidades sin arrogarse el

Joaquín Maciel. Dicha junta tras in-

traza de un nuevo camino, recto y

papel de creadores o fundadores.

ventariar y tasar las propiedades

ancho, que debía correr entre el río

Capitán Bermúdez su origen y su de-

procedió a la subasta pública. Las

Paraná y el ya antiguo camino real,

sarrollo fue y es el resultado de cien-

tierras ubicadas en el límite sur de la

unificando los poblados de San Lo-

tos de hombres y mujeres anónimos,

antigua estancia, fueron adquiridas,

renzo y Rosario. Decisión que im-

trabajadores, soñadores, curiosos y

tras varios remates sin oferentes, en

pulsó a Vicente Silva, a levantar una

peregrinos que hallaron en este es-

pública almoneda y ante la Junta de

posta que actuara como parada de

pacio cercado por vías, quintas y un

temporalidades por José Basualdo

refresco para quienes transitaban el

amplio río, su lugar en el mundo.

en 1775.

nuevo camino. Pronto sería conocida

Pero, no por ello y como dice el

Será sobre esos terrenos (actual

como Posta de Silva. Dicha posta se


22 > > > SINTESIS DE HISTORIA

des impregnaba a muchos hombres

tre las calles Celedonio Escalada y

Primero los Paraísos, luego Estación Ortiz

Puerto Rico, con frente sobre Av. San

A fines del siglo XIX, la convic-

creencia de un progreso indefinido.

ción en la igualdad de oportunida-

Las guerras y convulsiones intesti-

levantaba en terrenos ubicados en-

Lorenzo.

emprendedores, sustentada en la

nas que marcaron gran parte del si-

E

l nuevo camino intensificó el tráfico de diligencias y

de mensajerías entre San Lorenzo y Rosario, transformando a la posta en una parada obligada para el cambio de caballos y refresco de viajeros hasta entrado el siglo XX. El amplio tráfico que por dicho camino circulaba impulsó al Ferrocarril Fives-Lille (luego Compañía Francesa de Ferrocarriles), encargado del trazado de líneas férreas entre Rosario y Santa Fe, a solicitar autorización para extender las vías en forma paralela al nuevo camino construido. Sobre esas vías y en 1886 Juan Ortiz financia la construcción de la estación, muy cercana a la antigua posta de Silva, y que pronto se transformó en germen de la actual población de Capitán Bermúdez.


SINTESIS DE HISTORIA < < < 23

glo se habían apagado. La expulsión

queza de explotación eterna. Era el

de los indios de sus tierras, la cons-

comienzo de la “Argentina moderna”,

Si bien, y como afirmamos al prin-

trucción de un Estado nacional, la

la generación del 80 y el modelo agro-

cipio, sostenemos que esta ciudad

pampa inmensa y despoblada, abría

exportador se trasforman a partir de

no contó con “un fundador” como

ante los ojos de todos una vasta ri-

allí, en nombres comunes para describir

lo fue Carlos Casado del Alisal o La-

esos años.

bordeboy, Bigand, por nombrar solo algunos, sí es rigurosamente cierto considerar a Juan Martín Ortiz como el artífice, a partir de sus emprendimientos, de lo que posteriormente se conoció como Estación Ortiz o Colonia los Paraísos, también pueblo Juan Ortiz y finalmente hoy ciudad de Capitán Bermúdez. Con tantas variaciones, menuda crisis de identidad hemos heredado. Lo cierto es que los hechos por él emprendidos, como la construcción de la estación de trenes o la instalación de una fábrica de alcoholes y hasta el propio loteo de su estancia, le valieron ser considerado oficialmente como el principal colonizador y hasta algunos lo han sindicado con el rótulo de fundador de aquello que luego se convirtió en una populosa ciudad del cordón industrial rosarino, aunque nunca solicitó formalmente ante el gobierno provincial fundar un pueblo donde luego se levantó una localidad de su mismo


24 > > > SINTESIS DE HISTORIA

nombre. Nunca lo pudo hacer, por

ciones básicas de cualquier comu-

nes de la estación Juan Ortiz, origen de la

una sencilla razón, exceptuando las

nidad, esto es la plaza, la iglesia, el

hoy ciudad de Capitán Bermúdez”, para

tierras que pertenecieron a la Des-

edificio comunal, la escuela y hasta

luego concluir “las tierras de Juan M.

tilería de Alcoholes la Rosario, de la

otras más. Esta práctica dio como re-

Ortiz abarcaban desde Ricardone hasta

cual él era accionista y que ocupan

sultado que el corazón del pueblo se

el límite norte del Barrio Lisandro de la

los actuales barrios de Celulosa y

asentara sobre tierras de quien de-

Torre, en la intersección de calles Juan

Villa el Prado, el resto de las tierras

cidió fundar el pueblo, el cual luego

B. Justo y Bvd. Rondeau en Rosario”. En

que conforman el área urbana de

se incrementaría a partir de loteos,

definitiva, esto podría llevar a pen-

Capitán Bermúdez nunca fueron de

resultantes de la distribución de tie-

sar y de hecho eso ha ocurrido, que

su propiedad y, por ende, no podía

rras colindantes con el primitivo nú-

el actual distrito de Capitán Bermú-

fundar un pueblo en tierras que no

cleo original del pueblo.

dez, especialmente sus barrios más

le pertenecían.

Quizás ese espíritu es lo que im-

antiguos y céntricos, pertenecieron

pulsó a historiadores clásicos de la

al colonizador y hasta que fueron

ciudad, a postular que las tierras del

parte de la Estancia Juan Ortiz.

actual distrito de Capitán Bermúdez,

El primer punto a discernir, se

pertenecían en gran parte, a la es-

centra en la ubicación y extensión

tancia Los Paraísos, propiedad de los

de la estancia Los Paraísos compra-

Quizás por costumbre o como pa-

hermanos Ortiz y de cuyo loteo ha-

da por los hermanos Ortiz a José

trón común en las diversas coloni-

bría surgido, en su extremo norte, el

Ávila el 22 de noviembre de 1883

zaciones emprendidas en la pampa

pueblo de Ricardone y en su extremo

mediante escritura otorgada en Ro-

húmeda, el establecimiento de una

sur, el pueblo de Juan Ortiz. Así lo

sario ante el escribano González del

población conllevaba la mensura, di-

asevera el historiador Plácido Grela,

Solar. Dicha escritura, establece que

visión y posterior loteo de las tierras,

quien sostiene: “la colonia Los Paraí-

Ortiz adquiere “un establecimiento de

sobre las cuales el colonizador había

sos... De norte a sur abarcaba desde la

campo, con todo lo en él edificado, cer-

reservado terrenos para las institu-

zona de la Salada hasta las inmediacio-

cado, clavado y plantado situado en dis-

Los dueños de la Tierra

Migrantes e inmigrantes llegaron a estas tierras a gestar sus sueños. En la foto: miembros de la familia Procopiek cosechan la alfalfa en campos del actual Barrio Quinta.


SINTESIS DE HISTORIA < < < 25

trito San Lorenzo en este departamento,

rras que hoy pertenecen al distrito

Lorenzo (hoy ruta 11). Los terrenos

compuesto su terreno de cuarenta y una

Capitán Bermúdez y que se encuen-

situados al este y tras varios rema-

cuadra de frente o sea tres mil quinien-

tran ubicadas, casi en su totalidad, al

tes frustrados terminaron compra-

tos cincuenta metros y sesenta centíme-

oeste de la actual autopista Rosario

dos primero por la empresa Nafterol

tros y dos leguas y veintidós cuadras de

– Santa Fe.

y luego por Celulosa Argentina. Las

fondo, o sea doce mil doscientos noventa

Las escrituras de principios del si-

tierras situadas al oeste de la actual

y siete metros, menos ciento veinte cua-

glo XX y los afiches de loteos de las

ruta 11 y antes de caer en manos

dras cuadradas que el vendedor tiene

actuales tierras de la empresa celu-

de la urbanización Colombo Berra,

enajenadas en la parte del fondo y que

losa Argentina, nos permiten indu-

Salovitz y Copello, serán propiedad

más adelante se verán lindando: según

cir quiénes eran los propietarios de

en forma sucesiva de Hércules An-

títulos que se relacionarán por el fren-

los terrenos sobre los cuales hoy se

tonietti, Rosa Polasini (ambos en

te que es la cañada de las Saladas que

levantan casas, edificaciones, se re-

1903) y luego de Luis Starnari, quien

forma el arroyo San Lorenzo con terreno

cortan calles, plazas y avenidas, al

se los venderá en 1910 y 1913 a los

de Ventura Diez de Andino; por el fon-

momento de iniciarse el siglo XX.

ya citados, Colombo Berra, Salovitz y

do con propiedad cuyo dueño se ignora,

Así por ejemplo, todo lo que fue la

Copello.

por el Noroeste con terrenos que fueron

urbanización Colombo Berra, Sallo-

Por su parte, los terrenos que hoy

del corregidor Don Juan Francisco Aldao

vitz y Copello, quienes luego a través

conforman los barrios Centro, Pape-

y otros propietarios y por el Sud Este,

de la firma Gueglio Hnos. delimita-

lero, Posta, Santa Catalina, Argume-

con derechos de Don Juan José Diez de

ran los barrios hoy conocidos como

do y Villa Cassini, tienen un tronco

Andino”. En dicha escritura, se deja

Villa el Prado y Quinta, propietarios

común en las tierras adquiridas por

constancia que José Avila le habría

a su vez de los terrenos del actual

Silva para la instalación de la Posta

adquirido esas tierras por compra a

barrio Copello y cuya explotación

de su nombre, mas tierras de pasto-

Ramón Araya, quien a su vez adqui-

agropecuaria, aún en 1920, ocupaba

reo y corrales para el descanso ca-

rió parte a Ventura Diez de Andino,

tierras que se extendían al sur de la

ballar. Según afiches de la época, las

parte al concurso de Antonio Fayo y

actual calle Rivadavia, eran resulta-

tierras del actual barrio Centro per-

el resto a Blas Medina. Finalmente,

do de la compra de tierras que ha-

tenecían a Silesia Silva, obtenidas

debe mencionarse que el precio pa-

bían pertenecido a la hija de José

por sucesión de su madre Manuela

gado por los hermanos Ortiz por la

Ávila, a quien le había correspondi-

Escalante, (esposa de Vicente Silva)

estancia fue de 74.900 pesos mone-

do por adjudicación en la sucesión

mientras que las tierras situadas al

da nacional, abonados al momento

de Manuela Colmenero, esposa de

norte de la actual calle Remedios de

de la escritura.

José Ávila.

Escalada, pertenecieron a Domitila

Dicho establecimiento, de forma

Modesta Ávila es quien comien-

Silva y a su hijo Amador Argumedo y

rectangular, se ubicaba en ángulo

za a desprenderse de las tierras que

se extendían incluso, en tierras que

de 45° respecto al río Paraná, sin que

abarcaban toda la zona sur de la ac-

hoy pertenecen a la ciudad de Fray

este constituyese su límite Este, tal

tual ciudad de Capitán Bermúdez,

Luis Beltrán.

como hoy sí lo representa para el

origen embrionario de los barrios

distrito Capitán Bermúdez. Su limite

antes mencionados y de las tierras

Postales de principios del siglo XX

nor-oeste lo constituía el arroyo San

de la actual empresa Celulosa Ar-

Ahora bien, y apartándonos un

Lorenzo, lindando al sur-este con

gentina y de su urbanización circun-

poco de discutir si Capitán Bermú-

tierras de Modesta Avila de la Torre,

dante. El primer paso en ese sentido,

dez tuvo un fundador, varios o nin-

primigenia propietarias de las tie-

se gestó el 11 de noviembre de 1887

guno o de quiénes eran las tierras,

rras que hoy constituyen los barrios

cuando Modesta decide venderle a

lo cierto es que de a poco, lo que

Villa El Prado, Barrio Quintas y el

la Destilería de Alcoholes a vapor

eran casas dispersas, se fueron in-

sector norte de la ciudad de Grana-

“La Rosario S.A”, de la cual Juan Or-

crementando y el villorrio comenzó

dero Baigorria. En definitiva, sólo el

tiz era accionista, pero no presidente

a pensarse como una población que

vértice sureste de la estancia y luego

del directorio, terrenos ubicados a

necesitaba

colonia los Paraísos, comprendía tie-

ambas veras del camino nuevo a San

autoridades, identificación, en las

instituciones,

límites,


cuales las familias encontraban su

Celulosa Argentina) que había ad-

convirtiéndose en un simple camino

lugar en el mundo, máxime cuando

quirido por subasta pública en 1920,

que unía campos dispersos, al igual

muchas de ellas habían cruzado el

con la finalidad de elaborar nafta

que la colonia Ortiz que a sus alre-

océano en busca de un porvenir.

con alcohol de maíz.

dedores tibiamente se intentó ges-

Es por eso que surge la pregunta:

La estación y las vías férreas eran

tar. Sólo un par de boliches rurales

¿cómo era el paisaje urbano en 1928

el pulmón de estas comunidades,

seguían latiendo vida a su alrededor,

cuando se decidió la creación de la

al ser el tren el principal medio de

convertidos en parada obligada lue-

Comisión de Fomento del Pueblo

transporte de personas; era el pun-

go del trabajo rural o paso inevitable

Juan Ortíz?

to de desembarco de los inmigran-

para quienes desde Ricardone se di-

A dos décadas de comenzado

tes (mayoritariamente españoles e

rigían a las estaciones de trenes cer-

el siglo XX, el paisaje evidenciaba

italianos) que arribaban a estas co-

canas al río.

una estructura parcelaria de perfil

marcas, ya sea para ocuparse de las

En Pueblo Juan Ortiz, a mediados

agrícola, sustentada en chacras fru-

chacras y huertas o para desempe-

de la década del 20 el panorama pro-

tihortícolas y pequeñas parcelas de

ñar actividades comerciales (los pri-

ductivo y comercial nos presentaba

cultivo que marcaban el ritmo pro-

meros comerciantes de ambas loca-

a los siguientes agricultores: José

ductivo de estas comarcas.

lidades eran inmigrantes asentados

Arzeno, Juan Brussa, Cairo Hnos, Se-

Visto desde el aire, ese paisaje de

a principios de siglo). La importancia

bastián Casanova, Benito Dellepia-

pequeños retazos de cultivos, sem-

de la estación no sólo se evidencia-

ne, Ángel Gervaso, Arturo Lucca, Ro-

bradíos y huertas que se extendían

ba en el febril impulso de vida que el

mano Martinolich, Samuel Paladín,

desde el norte de la ciudad de Rosa-

arribo de un tren originaba, sino en

Desiderio Pozzi. Funcionaban varios

rio hasta la ciudad de San Lorenzo, se

la condición de núcleo aglutinante

negocios, propiedad de Valerio Bada-

veía interrumpido por dos gruesas

de la tímida concentración urbana

lotti y José Gorini. El único bar perte-

líneas que modificaban el cuadro,

de esos primeros años. Los principa-

necía a Nazareno Corvatta; había dos

parcializaban el territorio y rompían

les comercios, los establecimientos

carnicerías, una a cargo de Ramón

la monotonía del lugar. Esas líneas

educativos, el destacamento poli-

Almirón y otra de José Gorini. Egisto

son las vías férreas que atraviesan

cial, se ubicaban dispersos, pero cer-

Olobardi era floricultor y Luis Ceccia,

profundamente las extensas pra-

canos a la estación de trenes.

Cairo Hnos. Vespasiano Delú, Benito

deras pampeanas, hasta perderse

Además, la ausencia de un par-

Dellepiane, Arturo Lucca y Romano

junto a ellas en el horizonte infinito.

que automotor importante, el pési-

Martinolich trabajaban quintas de

Codeándose con el Paraná, el ferro-

mo estado del camino, sobre todo

verduras y frutales, al igual que Es-

carril a Santa Fe, de capitales fran-

tras las lluvias, convertían al nuevo

teban Bueno, Máximo Castro, Juan

ceses, atravesaba ambos distritos en

camino a San Lorenzo (luego Ruta

Malicia, Américo Paladín y otros

sentido norte-sur, adosado al nuevo

11) en una vía de comunicación do-

más. También aparecen menciona-

camino a San Lorenzo (hoy Ruta 11)

minada aún por medios de transpor-

dos comercios imposibles de olvidar

y varios metros al oeste, el ferroca-

te basados en la tracción a sangre

como la herrería de Samuel Paladíni,

rril a Tucumán, volvía a segmentar

(carros, chatas, sulkys) que aún en

el horno de ladrillos de José Pérez,

el paisaje, delineando tres áreas de

esas primeras décadas del siglo XX

las lecherías de Arturo Freire o Ma-

perfectible distinción.

seguían utilizando la posta de Sil-

nuel Suárez, la panadería de Abelar-

La primera de ella, encuadrada

va, ya convertida en estafeta postal

do Menéndez, la peluquería atendi-

por el ancho Paraná, las vías del fe-

y bajo propiedad de la familia Vaca,

da por Manuel Pouso o la verdulería

rrocarril y el camino a San Lorenzo,

como una parada de refresco obliga-

de Francisco Acebes o El Anar Amiro,

permitía diferenciar entre las parce-

da para hombres y animales en su

el único tendero del pueblo.

las cultivadas y las modestas insta-

camino a Rosario. Un par de kilóme-

laciones de la empresa Nafterol. Un

tros al oeste y tras cruzar las vías

emprendimiento de capitales nacio-

del ferrocarril a Tucumán, el antiguo

nales que ocupaba las instalaciones

camino real, vieja huella de origen

de la Destilería de Alcoholes (hoy

colonial, poco a poco se desdibujaba


SINTESIS DE HISTORIA < < < 27

Juán Martín Ortiz


28 > > > SINTESIS DE HISTORIA

11 DE SEPTIEMBRE: ANIVERSARIO DEL FALLECIMIENTO DE DOMINGO F. SARMIENTO Por Prof. Pablo Sapei

SARMIENTO EN EL ESPINILLO

El 11 de septiembre de 1888 fallecía, exiliado en Asunción del Paraguay, Domingo Faustino Sarmiento y en su honor se instituyó el día del maestro, tanto en nuestro país como en muchos países latinoamericanos. Sin ánimo

P

residente de la Nación, gobernador de San Juan, senador por su provincia natal, ministro

de la Nación, intelectual, pedagogo, docente, periodista, militar, pensador, ensayista, polemista, fue un hombre que se construyó a sí mismo y aún hoy resuenan con dureza muchas de sus afirmaciones en torno a la Argentina que debía construirse, su Argeropolis. Sarmiento fue un hombre de muchas facetas,

de expandirnos en describir a una de las per-

de una producción intelectual prominente y un for-

sonas mas geniales, polémicas y comprometi-

jador de nuestras dicotomías, como la famosa “Civili-

das en pensar un proyecto de país, todo lo

zación y Barbarie”. Sarmiento estuvo en nuestra región. En enero de

cual nos llevaría a escribir páginas y páginas

1852 desembarcó en la bajada del Espinillo (límite de

sobre su vida, su acción y su pensamiento,

Capitán Bermúdez y Granadero Baigorria) formando

tampoco era menester pasar por alto, una fe-

parte del Ejército Grande, al cual había sido incorporado con el grado de Coronel y se le había hecho res-

cha y una figura tan significativa de nuestra

ponsable de la imprenta de tipos móvil, con la cual

historia nacional.

debía retratar el devenir de la fuerza militar antirrosista.


El denominado “Ejército Grande” se encontraba li-

dominio, y llegué en breve al campamento del coronel Ba-

derado por el gobernador de Entre Ríos, el General

savilbaso, a orientarme y pedir órdenes para el desembarco

Justo José de Urquiza e integrada por milicias entre-

de mi parque de tipos, tinta y papel para hacer jugar la

rrianas, unitarios (como Mitre o el mismo Sarmiento)

palabra. Permítame el lector contar todo como ha sucedido.

las fuerzas uruguayas y tropas del imperio del Brasil

Si por modestia omito un detalle, no comprenderá cuanto

y había iniciado un derrotero político y militar que,

más tarde ha ocurrido. Hay en ello más que vanidad pueril,

partiendo de la proclama de Urquiza en 1851 y tras

tributo debido a las ideas y muestra clara del espíritu de los

recorrer y combatir en Uruguay y Entre Ríos, conclui-

pueblos, y las esperanzas y objeto de la revolución incom-

rá en los campos de Caseros el 3 de febrero de 1853

pleta aún. Seis personas encontré que regresaban a la villa

derrotando a las fuerzas militares del todopoderoso

del Rosario, los seis montados en silla, a la inglesa y sin

gobernador de Buenos Aires don Juan Manuel de Ro-

mandil. Acerquéme a uno, y dije: U. perdone, señor. ¿Supon-

sas, quien renunciará y se exiliará en Gran Bretaña.

go que son U. U. vecinos del Rosario? Y a un signo afirma-

Culminaba así un largo período de guerras civiles y

tivo: ¿a quién debo dirigirme para que se prepare una casa

se sentaban las bases para la ardua tarea de la orga-

para la Imprenta del Ejército? -¿Es U. el señor Sarmiento?

nización nacional, que tendría su primer jalón en la

Y con mi asentimiento todos se descubrieron, cambiando

sanción de la Constitución Nacional en mayo de 1853.

las maneras respetuosas pero indiferentes en las manifes-

El propio Domingo Faustino Sarmiento en su libro

taciones más vivas de simpatía, y me parece que algo de

“Campañas del Ejército Grande”, publicado en Río de

entusiasmo. Me dijeron que no pensase en nada, que ellos

Janeiro en 1852, describe y relata su desembarco en

se hacían un deber de arreglarlo todo, y se despidieron lle-

el Espinillo, su acercamiento al cuartel general esta-

vando al Rosario la noticia de mi arribo.

blecido cerca de San Lorenzo y su ingreso a la villa

Al día siguiente fuime, en efecto, al Rosario, donde me

del Rosario, donde instalará su imprenta, la recepción

estaba destinada y preparada la casa de Santa Coloma,

con honores por parte de los vecinos rosarinos y el

una de las más cómodas y capaz de hospedar veinte per-

alojamiento en la casa que había dejado el coronel

sonas.

rosista Martín de Santa Coloma.

El juez de paz D. Marcelino Bayo y los comerciantes vecinos acudieron en el acto, y cuanto la hospitalidad más

A continuación trascribimos parte del relato de

exquisita y la buena voluntad pueden, se puso a mi dis-

Sarmiento sobre sus días en Rosario y su desembarco

posición. Un señor Maldonado vecino, me decía: Esa gente

en la ribera del espinillo.

que pasa mirando es por verlo, porque todos saben que ha llegado. Sus escritos de U. los saben de memoria todos. Argirópolis lo tienen hasta los soldados; y los que nada han

“EL ROSARIO”

leído saben por la Gaceta, que es U. el enemigo más terrible

Descendimos el río, y el Blanco atracó a las barrancas

que ha tenido Rosas.

del Espinillo, puerto intermedio entre el convento de San

Mi primera diligencia, como se concibe, a la mañana si-

Lorenzo y la villa del Rosario. Descender a tierra y mon-

guiente fue ir al campamento general, tres leguas distante.

tar a caballo fue la obra de algunos minutos. ¡A caballo,

Dióme caballo un Mayor Rodríguez que había sido edecán

en la orilla del Paraná, viendo desplegarse ante mis ojos

de Echagüe y galopando con el mismo de guía íbame con-

en ondulaciones suaves pero infinitas hasta perderse en

tando los sucesos recientemente acaecidos, y extasiándose

el horizonte, la Pampa que había descrito en el Facundo,

en las consecuencias prósperas y felices que traería para el

sentida, por intuición, pues la veía por la primera vez de

Rosario la caída de Rosas, y con ella el establecimiento de la

mi vida! Paréeme un rato a contemplarla, me hubiera qui-

libertad comercial, la navegación libre de los ríos; porque,

tado el quepí para hacerle el saludo de respeto si no fuera

señor, -me decía- el día que se naveguen los ríos, el Rosario

necesario primero conquistarla, someterla a la punta de la

se hace tan grande como Buenos Aires; porque todos los ca-

espada, esta Pampa rebelde, que hace cuarenta años lanza

minos vienen al Rosario, el de Tucumán, Santiago y las pro-

jinetes a desmoronar, bajo el pie de sus caballos, las insti-

vincias de Cuyo. He aquí, me decía mi vanidad, Argirópolis,

tuciones civilizadas de las ciudades.

galopando en la Pampa, la economía política demostrada

Echéme a correr sobre ella, como quien toma posesión y

por estas gentes de Rosas, como las campañas de Napoleón


contadas por los soldados, que no alcanzaban a ver más

de ser el objeto de ella se apoderó de mí. Yo no vi más que

horizonte que el frente de su batallón.

el peligro de este paso, y traté de precaverme desde luego.

(….) Llamáronme al paso de un tienda, para presen-

Algún entusiasta salió a la puerta y gritó: ¡Viva el general

tarme a Seguí, que ahora se dignaba desear conocerme.

Urquiza, el libertador de la Confederación Argentina! ¡Viva

Pero yo, que no daba puntada sin nudo, lo dejé con la pa-

el coronel Sarmiento, el Defensor de los Derechos de los

labra en la boca, diciéndole: Celebro conocer a U., pero la

Pueblos, el amigo del Rosario!...

tormenta va a descargar y tengo tres leguas por delante,

Yo me acerqué al Juez, y sucesivamente al Cura, y al jefe

metí las espuelas al caballo, rajóse el cielo despidiendo

militar, y casi al oído les di gracias por aquella manifesta-

una andanada de rayos, y la lluvia descargó a punto de

ción. Pero la cosa se prolongaba, y uno de los circunstantes

hacer a veces parar los caballos, incapaces de luchar con

se me acercó y me dijo que todos querían oírme hablar, sin

el agua que como un torrente les caía cuando llevábamos

duda por aquella preocupación de Galán de creer que un

el viento contrario.

autor es un libro, y que si uno coge al autor no hay más

El día pasó en acomodarnos. El Blanco echó a tierra la

que tirarle de la lengua, para que empiecen a salir pági-

pesada imprenta y con rodillos y poca gente, en la tarde,

nas, sin tomarse el trabajo de leerlas. ¡Qué buena cosa!

la prensa de hierro colado, del peso de sesenta quintales,

Pero yo pensaba en las consecuencias, y no quería largar

estaba armada y las cajas listas para funcionar.

prendas a los comentarios de la maledicencia y aun de la

La noche llegaba, oyóse resonar la música a lo lejos

buena voluntad, pues los amigos hacen más mal con sus

y, aproximándose cada vez más y más, entraron en las

elogios que los enemigos en ciertas circunstancias. Dije a

piezas de habitación de la casa de Santa Coloma el Juez,

cada uno que estaba muy conmovido, que no podría pro-

el Cura, el Comandante, seguidos de todos los oficiales,

nunciar dos palabras, que estaba con romadizo, qué sé

de dos sacerdotes más, de todas las personas visibles de

yo... porque insistían, y se dejaban estar, y la cosa se ha-

la población, ocupando la calle, zaguanes, etc., el batallón

cía pesada. Al fin, tomé el partido de dirigirme hacia la

de milicias, las mujeres, los niños del lugar. Era una ma-

puerta, arrastrarlos hacia la calle, acompañarlos hasta la

nifestación, una serenata. El lector creerá que la fatuidad

plaza, despedirlos y disolver la reunión” (…)


SINTESIS DE HISTORIA < < < 31


HOGAR ESCUELA CORONEL JUAN DOMINGO PERÓN 1952 -1955 Por Lic. Mabel Borga

Al conmemorarse un nuevo aniversario de la funda-

LA OBRA ARQUITECTÓNICA

ción del “Hogar Escuela Coronel Juan Domingo Perón” de Granadero Baigorria, producida el 22 de agosto de 1952,

En 1955, la Revolución Libertadora arrasó con gran

daremos a conocer los fundamentos conceptuales que

parte de los símbolos e imágenes del peronismo. Había

impulsaron la planificación de este complejo educativo

que borrar de la memoria todo aquello que evocara esa

y guiaron su construcción y funcionamiento. Nos cen-

gestión: bustos y retratos de Juan y Eva Perón fueron sa-

traremos en el estudio del ‘modelo arquitectónico’, ya

cados de escuelas y edificios públicos, los escudos parti-

que la cuestión edilicia fue uno de los medios utiliza-

darios destruidos, los folletos y carteles, quemados.

dos para transmitir los ideales políticos y sociales que

Diez años antes del golpe del ‘55, una de las princi-

el peronismo, - a través de la Fundación Eva Perón-,

pales preocupaciones del movimiento que comenzaba

deseó difundir, identificando un modelo estético con

a organizarse, era crear emblemas que contribuyeran a

un proyecto nacional. El mismo constituye un intento

otorgarle identidad ¿Cómo resolver la identidad de un

consciente de comunicar un sentido, una idea y su fun-

movimiento naciente, con marcado apoyo popular, pero

cionalidad posee la capacidad de influenciar sobre la

sin la tradición del Partido Socialista o de la Unión Cívica

formación de los usuarios, los niños.

Radical? ¿Cómo lograr la cohesión de las masas bajo un


para muchas de las construcciones. Se manifestó tanto en las viviendas particulares como en las grandes obras y fundamentalmente en los Hogares Escuela, constituyéndose en un modelo ‘unificador’ de la arquitectura estatal dada su posibilidad de adaptarse a las condiciones climáticas de todo el país. La selección de los materiales: ladrillo, teja y madera refieren a un estilo rústico que usa elementos tradicionales, fabricados en el país. Esta tipología constructiva denominada también ‘Mission Style’ se había utilizado en California, Estados Unidos, a partir de 1910 y se introdujo en Argentina en la década del ’20 y ’30 para ser empleada en viviendas suburbanas y de veraneo por los sectores burgueses. Hacia 1940, cuando los sectores altos dejan de lado el modelo neocolonial por otros más refinados y modernistas, el peronismo lo retoma con el objetivo de apelar a las imágenes de las casas promocionadas en las revistas y en el cine, como el medio para acercar a los trabajadores la forma de vida de los sectores medios y altos. La apropiación que hizo el peronismo de esta estética llevó a que tiempo después se caracterizara a las viviendas individuales ejecutadas a través de los planes estatales como ‘chalet Eva Perón’ y que fuera visto como un símbolo de ascenso social e imagen de la ‘felicidad’. signo común, claro e interpretable? Perón para expresar su política de gobierno. A través de

EL HOGAR ESCUELA CORONEL PERÓN DE GRANADERO BAIGORRIA

ella se plasmaron proyectos de alcance nacional que

Desde fines del siglo XIX en el ámbito de la educación

abarcaron la infraestructura de asistencia social, de sa-

se produjeron discusiones en torno a las distintas con-

lud, escolar, de turismo social y los planes estatales de

cepciones que se tenía del mundo. Así se discurría entre

vivienda. ‘Había una voluntad oficial de expresar con la

las variantes laica o religiosa, conservadora o progresis-

arquitectura la concreción de un proyecto de alcance

ta; dejando esta gama de opciones su huella en los mo-

nacional cuya homogeneidad y coherencia garantizara

delos de arquitectura escolar implementados en cada

la eficacia del mensaje’. Las producciones arquitectóni-

época. En la estética de los Hogares Escuela construidos

cas llevadas adelante por la Fundación Eva Perón (FEP)

y organizados por la FEP también se pueden “leer” los

fueron dotadas de una impronta social y política que

criterios ideológicos que los impulsaron y que se que-

condujeron a identificar a este modelo estético con la

rían transmitir a través de ellos.

La arquitectura fue uno de los medios elegidos por

propia personalidad de su impulsora, quedando fijadas en el imaginario colectivo después de su muerte.

La utilización de la arquitectura como medio para concretar los objetivos de acción social se manifestó de

Las construcciones realizadas por la FEP fueron de

dos formas: en el aspecto simbólico, en la elección de un

una estética variada; se caracterizaron por utilizar imá-

estilo representativo (como lo expresamos arriba); y en

genes rústicas o pintorescas (chalet californiano), formas

el plano funcional a través de la forma en que se distri-

neoclásicas (monumentos), y modernistas (en algunos

buían los espacios de acuerdo a cómo se pensaba que

hospitales y en el Comedor Universitario de La Plata),

debía ser la atención brindada a los ‘desposeídos’. Esta

vinculándose, según el caso, a un tipo de paisaje: rural o

concepción ideológica otorga al edificio y su estructu-

urbano. El neo colonial o californiano fue el más asimi-

ra, el poder de actuar sobre la formación de los niños

lado a la producción de la FEP y el elegido por el Estado

en cuanto a su carácter y conducta, transmitiendo un


mensaje político. Siguiendo estos principios ideológicos

adaptarse a las condiciones climáticas y constructivas

y organizativos, la FEP llevó adelante la construcción de

de cada región. Arquitectónicamente había conceptos

Escuelas y Hogares Escuelas. En siete años de trabajo de

básicos a respetarse: era imprescindible que poseyeran

la FEP (1948-1955), fueron 20 los Hogares Escuela insta-

grandes ventanales, galerías y ventilaciones cruzadas

lados en distintos puntos del país y se pueden estable-

que proveyeran una buena aireación, acorde con los pre-

cer tres modelos: los grandes con capacidad para 1200

ceptos higienistas de la época. El tipo general de Ho-

niños, los medianos para 800 y los pequeños para 200.

gar Escuela es el que se compone de varios cuerpos que

Todos presentan el mismo estilo, neo colonial, -símbolo

tienden a formar tres grandes patios de juegos. Esta idea

de buena vida y prosperidad-, y algunas diferencias en

se enfrenta con el concepto tradicional que imponía la

cuanto a la distribución interna.

idea de un gran patio central unificador y da lugar a la

El ‘Hogar Escuela Coronel Juan D. Perón’ de Granadero Baigorria se halla entre los complejos más grandes.

conveniencia de disponer de espacios alternativos para separar los grupos por edades.

Fue inaugurado el 22 de agosto de 1952 cubriendo una

En el frente se destacan tres estructuras en planta

capacidad de 1200 niños entre internos y externos, con

alta, una sobre el ingreso, que constituía la enfermería y

un cupo de 600 camas (300 para el sector de niñas y 300

las otras, una a cada lado, un dormitorio para los niños

en el de niños). El enorme edificio se encuentra rodea-

y otro para las niñas que estuvieran padeciendo alguna

do por un tapial de un metro de altura y cada ingreso

enfermedad con sus respectivos baños. El primer sec-

está enmarcado por un portal con un pequeño techo de

tor se destaca del resto de la construcción con su techo

tejas y un portón de madera bajo. La idea de mantener

a dos aguas y un balcón, allí se ubicaba el consultorio

un tapial tan bajo era que se pudiera ver lo que sucedía

médico, el odontológico, los baños, un depósito y un es-

adentro y viceversa. Esta concepción databa de los años

pacio para sala de juegos (a partir de 1973 este espacio

1920-1930 apreciándose en las Colonias de Vacaciones

es un auditorio).

del Consejo Nacional de Educación, en las Escuelas y

La construcción está rodeada por galerías

en las Aldeas Escolares; y rompía con el esquema de los

enmarcadas por arcos y en la parte central se encuentra

hogares tradicionales donde primaba la sensación de

el ingreso con un pequeño retiro o porche revestido con

claustro, en una estructura compuesta por aulas total-

lajas, observándose en el frente el escudo del Partido

mente despojadas, cuasi carcelarias. A continuación se

Justicialista, retirado con el golpe del ‘55. La puerta de

abre un amplio jardín con diversidad de especies arbó-

ingreso, de madera con vidrios repartidos, permite ver

reas plantadas estratégicamente, muchas de las cuales

el hall central donde se hallaban los bustos de Juan y

perduran hasta la actualidad.

Eva Perón: todos estos elementos marcan una directa

Estos edificios escolares se instalaron en distintos

referencia política, más allá del nombre ‘Coronel Juan D.

puntos del país, por lo tanto la elección del diseño debía

Perón’. A cada lado se emplazan las sedes administrati-


SINTESIS DE HISTORIA < < < 35

vas: la dirección y la secretaría a la derecha, la intenden-

individuales fue exclusivo del HE de Granadero Baigo-

cia a la izquierda. Desde el hall se abren los corredores

rria, los incorporó la Directora Juana Patiño, ya que daba

con brillantes mosaicos rojos y las paredes revestidas de

mayor sentido de individualidad a cada niño.

mármol. A continuación la ropería y la sala de plancha-

Disponía de una sala de calderas y tanques de agua

do, luego orientados hacia el patio central se ubican los

recubiertos de amianto para conservar el agua calien-

comedores y los dormitorios: ocupan el ala sur los niños

te. Una red subterránea de cañerías distribuía la elec-

y la norte para niñas. En los extremos, a cada lado las

tricidad, el agua y la calefacción a todo el edificio, este

roperías y peluquerías. Los baños, duchas y roperías me-

tendido se ubica en túneles por debajo de los pasillos,

nores se intercalan entre los dormitorios. Todos los ele-

totalmente a la vista. Todo el dispositivo constituyó un

mentos están adecuados a la estatura de sus pequeños

concepto de avanzada para las técnicas constructivas de

habitantes, hasta el tamaño y altura de los sanitarios.

la época y tenía un concepto funcional: tener ‘a mano’

En la parte posterior se hallaba la sala de calderas,

toda las instalaciones para que en caso de desperfecto

las salas de lavado, planchado, secado, sala de costura y

se pudieran reparar rápidamente y sin efectuar roturas.

ropería central donde se confeccionaba la ropa para los

A los túneles se ingresa por una escalera o por una ram-

niños. En el centro de estas dependencias, la cocina y

pa construida posteriormente. Repiten la traza de los

los comedores. Entre cada comedor había un office con

pasillos y dieron lugar a la invención de las más diver-

la vajilla para servir las mesas. La cocina contaba con to-

sas historias que se fueron pasando a través del relato

dos los complementos de servicio, despensa con cámara

popular.

frigorífica y depósito. Era un gran espacio con doble altu-

Avanzando desde el hall de ingreso se encuentra el

ra con sus paredes recubiertas en ‘dicri’ (material simi-

salón de actos, diseñado a manera de un pequeño tea-

lar al azulejo). Con este mismo material en color negro

tro y cine. El escenario contaba con cortinados de paño

se desatacaba la frase: “Fundación Eva Perón”, la misma

y bambalinas, y debajo de la escena los cambiadores y

fue destruida con el golpe del ’55.

camarines. Al fondo se halla el habitáculo con los proyectores para pasar películas. Toda la ambientación fue

La organización de los comedores reflejó la imple-

concebida con el mayor lujo, incluso las butacas estaban

mentación de una nueva concepción del niño como su-

tapizadas en cuero. El escenario está enmarcado con

jeto y se manifestó en el trato que se brindaba a los allí

pinturas infantiles que representan paisajes alpinos o

alojados. La hora de la comida debía asemejarse a una

europeos, que cubrían la totalidad del salón de actos, y

reunión familiar, las mesas eran pequeñas, para cuatro

también estaban decorados con esos motivos los dormi-

niños, evitándose las largas mesas tipo internado. Se cu-

torios, comedores y la enfermería. Con el advenimiento

brían con manteles y la vajilla era de porcelana con la

del golpe militar de 1976, el interventor a cargo de la ad-

inscripción “Fundación Eva Perón”. El uso de roperitos

ministración dio la orden de tapar con pintura sintética


36 > > > SINTESIS DE HISTORIA

la totalidad de los murales. El personal de mantenimien-

de los niños también aprendían carpintería, zapatería y

to con un dejo de tristeza e impotencia cubrió uno a uno

pintura.

los murales, pero llegado el momento de ‘hacer desapa-

Al sur, en el centro del predio, entre el Hospital y el

recer’ las pinturas del salón de actos, los empleados se

Hogar Escuela, hay una casa prevista para cuando la Sra.

opusieron y de esta manera las imágenes que represen-

Eva Perón decidiera visitar el complejo. También sepa-

tan un bosque alpino, con conejos, ciervos y flores logra-

rada del bloque principal hay una casa destinada para

ron ‘sobrevivir’ a la destrucción que vendría a instalarse

jardín de infantes.

a partir de ese día. “Las paredes deben ser también así,

El extenso parque se aprovechaba para realizar activi-

familiares y alegres; pinturas agradables y evocadoras,

dades recreativas y deportivas. Contaba con una pileta de

cuartos luminosos…”

natación, sus correspondientes vestuarios y filtros para

En el proyecto original los niños concurrían a las es-

el mantenimiento del agua. Se construyeron canchas de

cuelas de la zona, sin embargo el complejo contaba con

tenis, futbol, basquetball y handball. Por detrás del edi-

aulas para que realizaran sus tareas acompañados de

ficio principal, hacia el noroeste se ubican los talleres de

las docentes-preceptoras.

mantenimiento, los galpones para guardar los colectivos

Las aulas, sus dimensiones, forma, iluminación, ac-

Mercedes Benz y una usina de generación eléctrica. El

ceso, y organización también fueron foco de un intenso

hogar contaba con ómnibus para efectuar los traslados

debate. La adopción de la forma rectangular, jerárquica,

de los niños a las escuelas de la zona, acompañados por

destacaba la figura del maestro que se ubicaba al frente,

sus preceptoras, ya que la instrucción se realizó, al me-

en tanto que la puerta de ingreso en uno de los extremos

nos hasta 1955, en las instituciones oficiales.

brindaba mayor dominio por parte del docente, contro-

En este complejo, a diferencia de otros del país, como

lando la disciplina. Los ventanales se distribuían en for-

los de Catamarca y Tucumán , no había capilla y los ni-

ma pareja y paralela a la línea de bancos para brindar

ños recibían la comunión en la iglesia San Pedro de Gra-

buena iluminación natural y ventilación. Las aulas se

nadero Baigorria.

ubicaban en los laterales norte y sur de los patios. Una

La monumentalidad de la construcción y

radio facilitaba las comunicaciones internas a través de

el hecho de no haber reparado en gastos, seleccionando

una red de parlantes que llegaba a todo el edificio.

los materiales de mejor calidad, fue uno de los puntos

En el exterior, toda la estructura repite la estética del

en que se centraron las críticas de los opositores al pro-

colonial, amplias construcciones, los techos a dos aguas

yecto de la FEP. Para estas obras fueron proveedoras las

y la cantidad de ventanas rodeadas por una galería, ha-

más importantes firmas de materiales de construcción,

cen que sea una edificación fresca en verano. El parque

mobiliarios, iluminación, etc., destacándose las tejas y

estaba iluminado con farolas estilo colonial y cada tanto

baldosas de ‘Cerámica Alberdi’, los cortinados y muebles

se hallan bancos de cemento.

de ´Los Gobelinos’, las carpinterías metálicas confeccio-

Alejadas del edificio principal, hacia el oeste, se le-

nadas por la firma ‘Scarpa’, los materiales eléctricos de

vantan los edificios anexos: las casas de la directora, del

la ‘General Electric’ y las pinturas de ‘Alba’. Esta calidad

encargado y los talleres de herrería y carpintería don-

constructiva permanece grabada en la memoria de los


SINTESIS DE HISTORIA < < < 37

docentes y alumnos y garantizó la integridad del edificio hasta la actualidad.

Con el golpe del ’55 la FEP fue intervenida por una Comisión Investigadora, se incautaron sus bienes con el

No sólo la estética y los materiales de la construcción

argumento que “montaba sus servicios con lujo despro-

correspondían a un imaginario de clase media o media

porcionado al fin propuesto y a la cultura y las costum-

alta, sino que las formas de habitar debían también ade-

bres de los llamados a utilizarlos.”

cuarse a los consumos que se producían en estos sec-

La estética y organización de los Hogares de la FEP

tores sociales. Por ello el objetivo político era que los

rompía con la concepción de las antiguas instituciones

Hogares actúen con un efecto de “compensación”, o sea

de reclusión, ya que intentaba brindar condiciones pro-

brindar a estos niños las condiciones materiales y socia-

picias para una educación integral: vivienda sana, ali-

les a las que no habían podido acceder. Dice Eva refirién-

mentación apropiada, cuidado médico y ejercicio físico,

dose a las características de las obras de la FEP: “Ade-

todas estas condiciones básicas para el desarrollo de la

más tiene mucho de profundo sentido de recuperación

persona.

de injusticias. Por eso yo no tengo ningún escrúpulo en

El análisis que realizamos en cuanto a la estructura

hacer las obras que construye la Fundación, incluso con

del edificio y su planimetría está dado por el poder que

lujo. Tal vez podría cumplir igualmente su misión con

se le atribuía a la arquitectura como elemento formador

menos arte y menos mármoles, pero yo pienso que para

y pedagógico, ya que a través de los edificios y de las

reparar en el alma de los niños, de los ancianos y de los

formas de habitarlos, se llevaría adelante las esperadas

humildes el siglo de humillaciones vividas, sometidos

transformaciones sociales.

por un sistema sórdido y frío, es necesario tener algo de mármoles y de lujo.”


EL PROYECTO DE MONUMENTO AL COMBATE DE SAN LORENZO DE ÁNGEL GUIDO (1) Por Ricardo F. Miranda

Vista aérea del conjunto monumental

Como nos suele ocurrir, nos llevó un siglo y medio poder concretar la ejecución de una obra, en este caso el monumento que conmemora el combate de San Lorenzo en el Campo de la Gloria.

planteó la idea erigir un mausoleo en San Lorenzo y allí depositarlas. En 1889 el diputado nacional Ovidio Lagos propuso levantar una columna dórica conmemorativa, hecha con

El actual monumento fue proyectado por el arq. Oscar

la fundición de los cañones de la guerra de la indepen-

F. Pujals en el año 1971, e inaugurado en 1973. Antes de

dencia. Si bien obtuvo la aprobación, nunca se materia-

su ejecución, hubo varios intentos de recordar el com-

lizó.

bate, que por diferentes motivos no se llevaron a cabo.

En 1913 Roque Sáenz Peña, presidente de la República,

El primero data de 1857, año en que el presidente del

colocó en el lugar la piedra fundamental del monumen-

Senado y amigo personal del Gral. San Martín, Briga-

to. En 1937 el diputado nacional Rafael Biancofiore llevó

dier General Tomás Guido, propuso para el Campo de

al congreso un nuevo proyecto, que tampoco prosperó.

la Gloria una estatua ecuestre de mármol o bronce del

En 1940, el Campo de la Gloria fue declarado Monumen-

Gral. San Martín. Su proyecto fue aprobado en Senado-

to Histórico Nacional, junto al convento San Carlos y al

res, pero no llegó a tratarse en Diputados y nunca llegó

Pino Histórico.

a concretarse.

En 1950, año de recordación permanente del Gral. San

En 1864, cuando en Diputados se trató la repatriación

Martín en el centenario de su muerte, se ordenó la erec-

de las cenizas del General, un diputado por Santa Fe

ción de un monumento grandioso en San Lorenzo. Ese


SINTESIS DE HISTORIA < < < 39

año, la Comisión Nacional de Homenaje aprobó el pro-

La columna sería de bronce con bajorrelieves de epi-

yecto del arq. Ángel Guido. Como en los casos anteriores,

sodios propios del combate y estaría rematada por la Pa-

lamentablemente este monumento tampoco se llevó a

tria Victoriosa mirando al río (*). A sus lados se ubicarían

cabo. En 1966 se formó la Comisión Pro Monumento al

esculturas de la lealtad y el patriotismo, representados

Libertador en el Campo de la Gloria que retomó la cau-

por Baigorria y Cabral.

sa. En 1970 esta comisión actualizó el costo del proyecto de

Guido desarrollaba la carga de caballería ubicando

Guido

en el ex-

y dado su

tremo

elevadísi-

los grana-

mo mon-

deros con

to,

lanzas, en

que

a

hacía

in-

el

centro

viable

su

con sables

materia-

corvos,

lización,

adelante,

decidió

encabe-

llamar

a

zando

la

con-

carga,

a

un

y

curso pri-

San

vado y se-

tín

en

leccionar

un

caba-

un proyec-

llo

alado

to posible,

que en su

de donde

vuelo

surgió

despegaba

el

Mar-

se

m o n u -

del

mento del

mento del

Arq.

conjunto.

Pu-

jals.

El

G u i do

basa-

mo-

numento

había

se

com-

concebido

pletaría

para

con traba-

San

Lorenzo un

jos de par-

con-

Perspectiva general desde la orilla del Río Paraná

quización

junto monumental que conjugaba la clásica columna

y ordenamiento del Campo de la Gloria que compren-

conmemorativa, como la de Trajano en Roma, la de Na-

dían la ejecución de senderos y avenidas, y la coloca-

poleón de la Place Vendôme o la de Nelson en Trafalgar

ción de leyendas explicativas.

Square, con una innovadora recreación de la carga de los granaderos. En una composición central, flanqueada por dos escalinatas, contraponía la horizontalidad de la caballería

Su concreción hubiese significado tener en dos ciudades vecinas dos excepcionales obras del gran arquitecto rosarino Ángel Guido: el Monumento Nacional a la Bandera y el Monumento al Combate de San Lorenzo.

que se despegaba de la barranca y “volaba” hacia el Paraná, con la verticalidad de la gruesa columna. Las escalinatas laterales revestidas en laja del país, permitían el acceso a la playa y la observación del monumento desde diferentes perspectivas.

Gentileza del autor y del Centro de Estudios Genealógicos e Históricos de Rosario donde esta nota será publicada en breve”. (*) Juan Carlos Páez Garramuño y Roberto Benaventos Gómez: “San Martín en el Campo de la Gloria”. Rosario, 1996. 1


40 > > > SINTESIS DE HISTORIA

MONUMENTO AL COMBATE DE SAN LORENZO Trascribimos un extracto de la exposición realizada por

al año 1950 “Año del Libertador General San Martín”, es-

el Ingeniero Ángel Guido ante la Comisión de Homenaje

pecíficamente en su artículo octavo. Y esto fue lo que

al Libertador, el día 14 de marzo de 1950, sometiendo a

manifestó el ing Angel Guido al momento de presentar

consideración de la misma el proyecto de construcción

y defender su proyecto frente a todos los integrantes de

de un monumental complejo arquitectónico de conme-

la Comisión de Homenaje al libertador, presidida por el

moración del Combate de San Lorenzo y de la figura del

entonces ministro de Educación Armando Méndez San

General José de San Martín.

Martín quien lo hacía en representación del presidente

Dicho proyecto aprobado por dicha Comisión por una-

de la Nación Juan Domingo Perón, presidente honorario

nimidad, fue incorporado a la ley 13661 que establecía

de dicha comisión. Dirá Ángel Guido:


SINTESIS DE HISTORIA < < < 41


“Es para mí una alta

Ángel Francisco Guido (Rosario 1896 - 1960) fue arquitecto, ingeniero , urbanista, historiardor argentino, uno de los creadores del Monumento a la Bandera y del proyecto del Monumento al Combate de San Lorenzo.

distinción como miembro de esta Comisión Nacional

Sanmarti-

niana,

gran

un

ho-

nor como Rector de la Universidad

Nacional

del Litoral – zona de la patria que incluye

te, en “Presupuesto”,

a San Lorenzo- y una

el valor aproximado

profunda satisfacción

de la obra y una su-

como artista, poner a

gestión para llevarla

consideración de los

a cabo de inmediato,

eminentes colegas de

mediante la patriótica

Comisión, este proyec-

intervención del Mi-

to de Monumento al

nistro de Obras Públi-

Combate de San Loren-

cas de la Nación Gene-

zo con el objeto de dar

ral Pistarini.

cumplimiento a la ley

En esta descripción se

13.661 (artículo 8 inci-

podrá estimar la ma-

so j). Ya esta comisión

jestad y grandeza de

me ha honrado en otra ocasión, aprobando el bosquejo

este Monumento en su forma y la unción patriótica y

de esta obra sanmartiniana de tan alta responsabilidad

veneración sanmartiniana en el contenido. En tal senti-

artística. Por otra parte, reitero una vez mas, mi emo-

do, tengo la firme esperanza que se podrá inmortalizar

cionado reconocimiento al Excmo señor Presidente de

en piedra y bronce la gesta heroica del Gran Capitán y

la Nación General Juan D. Perón y a su dignísima espo-

sus gloriosos Granaderos, en el primer y único combate

sa doña Eva Perón, por sus generosas palabras de elogio

realizado en tierra de la patria.

expresadas sobre esta obra, que por este motivo y Dios

La generosa simpatía del Excmo Presidente de la Repú-

mediante, he de llevar a cabo bajo el signo de la gratitud

blica y su señora esposa y la colaboración espiritual de

y la cálida veneración hacia el padre de la Patria, General

los eminentes miembros de esta Comisión, ha compro-

San Martín. En tal sentido, me es grato exponer nuevos

metido ya, en demasía, mi gratitud y responsabilidad

planos, ante esta Comisión, correspondiente a estudios

de artista. Pueden, pues, los señores miembros de esta

mas complejos y mas ajustados a la topografía del terre-

Comisión Nacional, tener la seguridad que, frente a esta

no en el Campo de la Gloria. La descripción de esta obra

alta generosidad espiritual que mucho agradezco, he de

la he dividido en varios capítulos: Simbolismo, Estética,

multiplicar mi esfuerzo para no defraudar la fe y con-

Urbanismo, Técnica y Presupuesto.

fianza puestas, tan notablemente, en mi obra y en mi

En “simbolismo” se explica el temario histórico sanmar-

persona”

tiniano que inspiró la plástica de piedra y bronce. En “Estética”, la interpretación artística de aquel simbolismo, mediante una plástica moderna apoyada, sin embargos, en ejemplos clásicos de inmortal tradición estética. En “Urbanismo” el significado de la gran composición constituida por la remodelación de la cresta de las barrancas del Paraná y su vinculación urbanística con el Campo de la Gloria. En “Técnica” la descripción sumaria de los estudios estáticos de orden general que aseguran la posibilidad constructiva del Monumento. Finalmen-

Art. 8 El programa de honores a que se refiere el articulo 6° deberá prever entre otros (….) H) la creación del “Museo Histórico del General José de San Martín”, en el Convento San Carlos, ubicado en la localidad de San Lorenzo, provincia de Santa Fe; i) la instalación de un vivero de vástagos del Pino Histórico, del Convento San Carlos de San Lorenzo, suministrándole a los frailes guardianes los elementos necesarios ; y j) la construcción de un parque en el campo de la Gloria en San Lorenzo y erigir en él un monumento de grandes proporciones. Lewy 13661 promulgada el 24 de octubre de 1949 y del decreto complementario N° 991 del 23 de junio de 1952.


44 > > > SINTESIS DE HISTORIA

Escuela Nacional de Agricultura (1907). Arturo Francisco.

SURGIMIENTO Y CONSOLIDACIÓN

DEL PROYECTO URBANO DE CASILDA SEGUNDA PARTE Por Prof. Federico Antoniasi Museo y Archivo Histórico Municipal “Don Santos Tosticarelli” Casilda - Santa Fe La ciudad de Casilda, situada a 55 kilómetros al su-

Su presente, como su origen y su pujante desarrollo,

roeste de Rosario, cabecera del Departamento Caseros,

estuvo ligado indisolublemente a la tierra, al agro y a la

es una de las localidades más prósperas del sur santa-

producción de herramientas y servicios para el desarrollo

fesino. En la edición anterior de SINTESIS DE HISTORIA

agroexportador. Así hemos compartido el rol de figuras

comenzamos a compartir una serie de notas, con el fin

como Carlos Casado del Alisal o Juan Pescio, la implican-

de proporcionar herramientas para comprender el ar-

cia que colonos provenientes de distintas partes de Euro-

duo proceso de proyección, organización, construcción

pa tuvieron en el desarrollo de colonias como Candelaria,

y consolidación del espacio urbano, social, económico e

Nueva Roma, Santa Casilda, emprendimientos poblacio-

institucional de la ciudad de Casilda.

nales que conformaron la actual ciudad de Casilda.


SINTESIS DE HISTORIA < < < 45

ESCUELA NACIONAL DE AGRICULTURA

nal del suelo, incorporación adecuada de maquinaria agrícola, perfeccionamiento en la selección de semillas

La estrecha vinculación existente en ese entonces

y de razas de animales-, pero además el desarrollo de

entre el modelo económico dominante y el naciente

una incipiente industrialización de productos primarios

emporio del sur santafesino, buscó ser reforzado con la

básicos –leche, quesos, dulces, actividad sericícola- y

instalación en Villa Casilda de una Escuela Nacional de

el fomento de la diversificación productiva tendiente a

Agricultura. En el año 1897 el Gobierno Nacional realizó

garantizar el abastecimiento del mercado de la ciudad

las primeras inspecciones de reconocimiento de la plaza

asegurando precios accesibles a los consumidores casil-

y en 1899 se decidió el establecimiento de la institución

denses.

educativa. La Comisión de Fomento de Villa Casilda encostear el proyecto, que vino a complementar la impor-

1886: COMISION DE FOMENTO DE VILLA CASILDA

tante inversión realizada por el Estado nacional para la

Si los motores del empuje económico se articularon y

consecución de tal propósito. Finalmente, una suscrip-

definieron velozmente, en forma paralela a la configura-

ción del empresariado local completó las cifras necesa-

ción de los esquemas de desarrollo nacionales y ayudan-

rias para la adquisición del terreno pertinente para la

do en gran medida a la vigorización de esos esquemas,

organización de las instalaciones adecuadas. Fue recién

el ordenamiento jurídico-institucional aparecía como

en el año 1902 cuando se inició el dictado de clases, con

un proceso más lento. En los comienzos del proyecto de

una concurrencia de 40 alumnos, bajo la observancia de

colonización dos espacios institucionales se coordina-

su primer director, Federico Wagner. Las dificultades or-

ban a la hora de la toma de decisiones: el Juzgado de

tregó en esa ocasión una cuantiosa suma de dinero para

ganizativas de esos primeros años y los conflictos surgidos en ocasiones entre el Gobierno Nacional, las sucesivas direcciones de la Escuela y el alumnado, llevaron a la decisión de rebajar la Escuela a la categoría de Chacra Experimental en el año 1907, aunque rápidamente, un año más tarde, por pedidos de la ciudadanía casildense y de la prensa de Rosario, se transformó la institución en Escuela Práctica de Arboricultura y Horticultura. El período de mayor crecimiento de la Escuela se evidencia en el lapso de los años 1910 a 1929, bajo la mano organizadora del agrónomo Silvio Spangemberg, quien, conjuntamente con sus colaboradores, le otorgó mayor jerarquía a la enseñanza para la formación de gran can-

Su presente, como su origen y pujante desarrollo, estuvo ligado indisolublemente a la tierra, al agro y a la producción de herramientas y servicios para el desarrollo agroexporatador

tidad de administradores rurales durante varias generaciones.

Paz creado en 1871 y la Administración Candelaria, que

Si bien la Escuela se relacionaba estrechamente con el

proveía a los colonos del utillaje y los bienes necesarios

entorno económico en que se asentó, ligado fundamen-

para la vida y la producción. En 1884 se dio un paso con-

talmente al negocio de exportación de la producción de

siderable en la planificación de un orden político para

cereales, fue transformándose en las décadas de 1910 y

la Colonia Candelaria y su centro urbano, la Villa Casil-

1920 en una voz clave a la hora de pensar alternativas

da, al crearse según disposición provincial la Comisión

válidas al modelo de crecimiento económico existente:

de Progreso Local de dicha jurisdicción, reemplazada en

durante la dirección de Spangemberg, intentó acercar a

1886 por la Comisión de Fomento, órgano de gobierno

los campos casildenses una visión diferente de la orga-

y administración pública encargado de llevar adelante

nización de los establecimientos rurales, basada en la

el mantenimiento urbano, de los servicios públicos, de

conversión de las chacras dedicadas al monocultivo en

la higiene y la moral públicas hasta la constitución del

verdaderas granjas autosuficientes, que incorporasen la

régimen municipal en 1907.

tecnificación +a la actividad cerealera –utilización racio-

Por otra parte, es importante destacar que hasta el


46 > > > SINTESIS DE HISTORIA

año 1883 el distrito de la Colonia y la Villa estuvo in-

rencia de esmero aplicado por las dirigencias provincia-

corporado en la jurisdicción del departamento Rosario,

les durante fines del siglo XIX.

que en ese año fue subdividido, pasando una y otra al

Muy tardíamente, en 1907, el Consejo de Educación

ámbito territorial del Departamento San Lorenzo. En

compró el edificio escolar perteneciente hasta ese mo-

1890 una nueva división provincial generó la creación

mento a la Comisión de Fomento. La gran mayoría de las

del Departamento Caseros, siendo designada Villa Casil-

Escuelas de formación primaria existentes hoy en día

da como cabecera de la unidad recientemente constitui-

han sido creadas en las tres primeras décadas del siglo

da. En 1891, el día 24 de agosto, como corolario del esta-

XX, como respuesta a la demanda educativa generada

blecimiento como cabecera departamental, se autorizó

por una población en rápido ascenso cuantitativo.

la instalación de la Jefatura Política del Departamento

La salud pública adquiriría relieve también en

Caseros con asiento en la Villa, siendo su primer Jefe el

el transcurso de la década de 1890. En 1886 –después de

señor Cayetano Campana. Junto al Juez de Paz, cuyo ra-

realizarse una reunión convocada por el entonces Sub-

dio de vigilancia y control se centraba principalmente

delegado Político Tadeo Almada- se formó una Comisión

en las zonas rurales, el Jefe Político sería el encargado de

de Damas que iba a ser la encargada de recaudar fondos

velar por el orden social en la Villa Casilda y su zona de

y obtener recursos tendientes a la construcción de un

adyacencia, cumpliendo una función política de primera

espacio para la atención primaria de salud para la pobla-

magnitud en los inicios de las luchas partidarias en la

ción casildense. Carlos Casado realizó la donación de los

ciudad de las primeras décadas del siglo XX.

terrenos en los cuales dicha edificación sería impulsada y en el año 1888 comenzó a funcionar una parte del Hos-

EDUCAR, SANAR Y REZAR EN LA CASILDA DE FINES DEL SIGLO XIX

pital, denominado en gratitud hacia el fundador “San Carlos”. El 9 de julio de 1889 se inauguraron oficialmente los dos primeros pabellones de la nueva institución, uno

Los comienzos de la práctica educativa formal tam-

destinado a la atención de varones y el otro para muje-

bién fueron harto difíciles. En 1874 se crearon las Comi-

res, actuando como primer director del Hospital el Doc-

siones de Distrito Escolar de Candelaria y Desmochados

tor Ricardo Grimaldos, secundado por el Doctor Dante

y en 1875 se observa el funcionamiento parcial y preca-

Borretini.

rio de una escuela, cerrada a finales de ese mismo año

Los servicios religiosos se ofrecían muy parcial-

por orden de la Inspección General de Escuelas. Es re-

mente durante la década de 1870, siendo que en 1878 la

cién en 1879, ante las sucesivas denuncias del Juez de

Iglesia de San Pedro Apóstol de Colonia Candelaria fue

Paz de Candelaria José Garriz, que se crearon dos escue-

erigida parroquia, aunque su ubicación en realidad co-

las fiscales, una para varones y otra para niñas, aunque

rrespondía a un galpón cedido ocasionalmente para la

funcionando en el mismo local.

celebración de misas y de los sacramentos del bautismo

Durante las décadas del ochenta y del noventa, este

y el matrimonio. El Capellán Lucio Scorza aparecía hasta

frágil sistema oficial se vio necesariamente complemen-

1891 como sacerdote estable y en ese año se estableció

tado por la formación que otorgaban las escuelas de ca-

al frente de la Parroquia el Padre Celestino Molfese. Tam-

rácter privado y los docentes particulares, instituciones

bién en 1891 Carlos Casado entregó a Villa Casilda el te-

de entre las cuales se destacaron los colegios Franco-

rreno, el templo y la casa parroquial, siendo oficializada

Argentino y Argentino-Alemán y la Escuela Particular de

dicha donación por su esposa, Ramona Sastre, en 1913.

Catalina Costa.

En 1906 Ambrosio Mollaret se hizo cargo de la Parroquia,

En 1889 el poder provincial decidió la creación de las Escuelas Graduadas y en ese mismo año se inaugura-

permaneciendo al frente de la misma por el lapso de cincuenta años.

ron las clases de la Escuela Elemental del Pueblo Nueva

Gran cantidad de instituciones de arraigo popular en

Roma. La atención del edificio escolar y el abastecimien-

la ciudad nacieron en el último cuarto del siglo XIX, dan-

to de mobiliario y útiles para el dictado de los cursos en

do cuerpo a las diversas manifestaciones de una ciuda-

las instituciones oficiales de la Villa, eran sobrellevados

danía casildense en conformación. La configuración de

casi en su totalidad por la Comisión de Fomento y las

una trama institucional tendiente al reforzamiento de

suscripciones populares del vecindario, debido a la ca-

los lazos de asociación en miras al bien común y al es-


SINTESIS DE HISTORIA < < < 47

Iglesia Parroquial “ San Pedro Apóstol (1907) Arturo Francisco

trechamiento de las relaciones de sociabilidad popular,

cas arribadas a Casilda y que desde el 29 de septiembre

se desarrolló intermitentemente en el lapso del último

de 2007 se encuentra nuevamente en acción llevando

cuarto del siglo XIX, siendo, en su gran mayoría, proyec-

uno de los nombres quizás más representativos en el

ciones e intentos de una elite económico-social en esta-

imaginario local: Teatro Dante.

do formativo.

En 1881 nació el Club Social “Villa Casilda”. Carlos Ca-

En 1875 un grupo de inmigrantes creó la Socie-

sado cedió el edificio de funcionamiento provisorio, has-

dad Italiana de Socorros Mutuos “Unione e Benevolen-

ta bien se constituyese uno propio, sobre terrenos dona-

za”, uno de los primeros espacios de este tipo existen-

dos por el propio fundador. Es así que la sede actual data

tes en el interior santafesino, que tomó como modelo la

del año 1913, cuando era su Presidente el empresario de

entidad del mismo nombre y de gran arraigo presente

origen alemán Emilio Werner. El Club Social puede con-

en Rosario. Sus objetivos iniciales se relacionaban con la

siderarse como un verdadero centro de nucleamiento de

generación de vínculos de ayuda mutua y cooperación

la elite casildense durante el siglo XIX, espacio dilecto

entre los miembros, el fortalecimiento de la identidad

en el cual se tomaban las decisiones más importantes

nacional italiana y la consolidación de vínculos conside-

en lo que hacía al mejoramiento urbano, el estableci-

rables entre esta comunidad y los intereses nacionales

miento de nuevas instituciones o a la resolución de los

del país de residencia. Esteban Simonetta y Carlos Breb-

conflictos más acuciantes surgidos en la Villa.

bia, destacados miembros de la elite casildense, ligados

En 1903 se conformó la primera Comisión de la

directamente a los sucesivos órganos de gobierno de los

Asociación Española de Socorros Mutuos de Villa Casil-

asuntos ciudadanos, fueron los protagonistas centrales

da, siendo su Presidente el empresario Antonio Maza.

en la fundación de la Sociedad. En 1893, en el marco de

Después de varios años de costosos esfuerzos, en los

un plan de reorganización de la entidad, se construyó su

cuales la pervivencia misma de la institución se consi-

salón teatro y dependencias administrativas, que en el

deró amenazada, se logró a comienzos de los años 1920

siglo XX cobijaron las primeras manifestaciones artísti-

contar con una sede social y un extenso salón para fies-


48 > > > SINTESIS DE HISTORIA

tas y espectáculos, reconocido con el nombre de Teatro

“Casilda, Septiembre 29 de 1907. Habiendo sido aprobado

Casado, en el cual se llevaron adelante, conjuntamente

por decreto de 24 del corriente el censo levantado por la Comi-

con el Teatro Italiano y el Cine Colón, las grandes funcio-

sión de Fomento de Villa Casilda por el que se declara esta lo-

nes cinematográficas de la primera mitad del siglo XX.

calidad, dentro de cuyo medio se encuentra comprendida Nueva Roma, incluida entre los centros urbanos que tienen derecho

CASILDA ES ELEVADA A LA CATEGORIA DE CIUDAD

al régimen comunal y en atención a su desarrollo urbano y

Entre 1880 y 1890 la Villa adquiriría una fisonomía ur-

DECRETA: Art. 1° Elévase Villa Casilda a la categoría de ciu-

progreso económico alcanzado, El Gobernador de la Provincia,

Hospital San Carlos de Casilda. Postales de la ciudad de Casilda, década de 1910.

bana muy singular, llamando la atención de visitantes y

dad. Art. 2° Comuníquese a quienes corresponda, dese opor-

veraneantes, definiendo a su vez un avance material y

tunamente cuenta a la H. Legislatura y al R. O. –ECHAGÜE.

cultural que iba a dar la pauta del desarrollo que permi-

Calixto Lassaga”.

tió su elevación a la categoría de ciudad, conjuntamente con el pueblo Nueva Roma, el día 29 de septiembre de 1907.

El Poder Ejecutivo Provincial establecía como

jurisdicción provisoria del distrito Casilda los siguien-

En esta fecha, el Gobernador de la provincia Pedro

tes puntos: al norte el río Carcarañá; al oeste el Depar-

Echagüe estampó con su firma el acta que oficializó el

tamento San Lorenzo; al sur los Herederos de Pesoa y

traspaso. El decreto por el cual se declaraba a Casilda

la Colonia General Urquiza; al este las Colonias Pampa

bajo el régimen municipal establecía:

y San Tristán. Asimismo, se nombró como Intendente


Frente del edificio del Club Social “Villa Casilda”

Municipal al empresario José Serrot y se convocó a los

El cambio de categoría no quedaría exclusiva-

vecinos contribuyentes para inscribirse en el Registro

mente en una declaración formal. El 29 de septiembre de

Electoral con el objeto de proceder a la realización de la

1907 no sólo se inscribe en la historia de Casilda como

elección de cinco miembros para conformar el Concejo

la fecha solemne del traspaso hacia el régimen munici-

Deliberante. Por último, se designó una Comisión Admi-

pal, sino que al mismo tiempo fue un punto de partida

nistradora integrada por Juan Morgante, Emilio Werner,

de sendos procesos de transformación económica y so-

José Echeverría, Félix Valdéz y Carlos Sauberán, destina-

cial que, retomando las perspectivas configuradas en los

da a dirigir los destinos de la nueva ciudad hasta que to-

últimos decenios del siglo XIX, otorgaron nuevo vigor a

maran posesión de sus cargos los concejales que fueran

una sociedad en expansión. El nacimiento de la nueva

electos.

ciudad vino acompañado de un verdadero proceso de

Con este acto administrativo se iniciaba, entonces, la

innovación social y cultural que se prolongaría en las

vida política autónoma, al adquirir la Villa el régimen

dos o tres décadas siguientes. Clubes deportivos (Alum-

municipal, lo que posibilitó el nombramiento –como ya

ni, Lawn Tennis Club, Central Argentino, Aprendices Ca-

dijimos- del primer Intendente a fines de ese mismo año

sildenses, Huracán, Nacional, entre otros), instituciones

y la elección de los primeros concejales en 1908. Tras

educativas y culturales (Biblioteca Popular “Carlos Ca-

los comicios comunales llevados adelante en el mes

sado”, Biblioteca Popular Ferroviaria “Domingo Fausti-

de abril, el 24 de mayo asumieron como miembros de

no Sarmiento”, Sociedad Argentina de Socorros Mutuos

la rama legislativa municipal los señores Carlos Brebbia

“Estanislao Zeballos”, grupos teatrales y literarios, es-

como Presidente y Jerónimo Busso, Lemuel J. Price, Pon-

cuelas fiscales y nacionales), manifestaciones periodís-

ciano Culasso y Javier Zabalza secundando su accionar.

ticas (de entre las que se destacaron La Voz del Pueblo

Estos hombres fueron los encargados de definir el escu-

y La Nota de Caseros), surgieron sin cesar en ese lapso,

do representativo de la nueva ciudad el día 11 de julio

además de otras numerosísimas iniciativas de carácter

de 1908.

efímero y cuya presencia es actualmente muy difícil de


documentar.

nera es una fecha que abre los horizontes de la ciudad

Con la posterior consolidación de los barrios de la

al porvenir. El 29 de septiembre se constituye en el mo-

ciudad, entre los años treinta y cincuenta, estas institu-

mento de los balances sobre lo que la ciudad ha gestado

ciones se iban a ver seguidas por el establecimiento de

a partir de la participación de sus habitantes. La jornada,

nuevas y originales formas de asociación que otorgarán

como aquella de cien años atrás, ha ido transformándo-

identidad a esos sectores suburbanos (primeros intentos

se, año tras año, en el verdadero símbolo de la existencia

vecinales, clubes como Defensores de Banfield, Barraca

de la ciudad como un espacio y un conjunto de valores

Unión, Juventud Unida, Sportivo Candelaria, Obras Sa-

compartidos.

nitarias, Boca Juniors, capillas para cada barriada de la ciudad, entre otros). En la década de 1930 empezaría también a expandirse el sector industrial, utilizando la infraestructura estable-

BIBLIOGRAFÍA

cida desde los años veinte en forma de talleres, peque-

Es necesario sumar, a las referencias de textos consultados

ñas fábricas y establecimientos menores. El desarrollo

que se hallan en las notas a pie de página, una serie de edicio-

de los tiempos hizo que esos primeros ensayos se trans-

nes de las que hemos extraído información para completar el

formasen en una verdadera base industrial para Casilda.

panorama inicial de la historia casildense:

Sin embargo, la época de crecimiento tendrá lugar en los años cuarenta y cincuenta, a partir del arribo de numerosas firmas, la constitución de nuevas inversiones y el empuje de las ya existentes. Entre los cincuenta y los setenta, estas empresas surgidas en la época del boom industrializador de la ciudad, hallarían otros rumbos para la colocación de sus productos en diferentes mercados del país e inclusive de países limítrofes. Gherardi, Gentili, Latorre, Industrias Forjacero, Sociedad Anónima

Álbum La Voz del Pueblo. 25° Aniversario Ciudad de Casilda. 29 de septiembre de 1932. La Nota de Caseros. Publicación especial. 29 de septiembre de 1932. Libro de Oro de Casilda. En su cincuentenario de la declaratoria de Ciudad. 1907-1957. Revista de Historia Regional. Volumen I. Casilda. La Opinión Editores Periodísticos, 1988. La Voz del Pueblo 1921-1971. Álbum Bodas de Oro, 1971.

Molinos Fénix, entre otros, se convirtieron en marcas registradas de la producción y el impulso industrial casildense. Estas

transformaciones

económicas

se

eviden-

cian también en el plano del asociacionismo. En 1934,

Libro de Oro de Casilda. En el Cincuentenario de su Declara-

se fundó el Sindicato de Obreros Rurales, contando al

toria como Ciudad. 1907-1957. Rosario, Talleres Gráficos Tam-

poco tiempo con más de quinientos afiliados. En 1936 se

burini, 1959, ps. 259-267.

creó la organización que nucleaba a los empleados de

Antoniasi, Federico Román, “Las transformaciones económi-

Comercio. En 1939 se convocó a la reunión constitutiva

cas”, en Casilda: un siglo de historia. Volumen I. Transforma-

de una asociación de empresarios locales, a partir de la

ción de la Villa en Ciudad (1907-1932), en preparación.

iniciativa de José del Río y allí quedó constituido el Centro Comercial e Industrial del Departamento Caseros. En 1955, fusionado con el Centro de Propietarios, pasó a

Ascolani, Adrián, op. Cit., capítulo II, “Poder comunal y urbanización”. Libro de Oro, op. Cit., ps. 83-87

tomar el nombre con el que se reconoce actualmente a

Ludueña, Orlando Héctor, “Antecedentes históricos de la Es-

la institución, Centro Económico del Departamento Ca-

cuela ‘Carlos Casado’”, presentado en el I Congreso de la His-

seros, adquiriendo en 1956 su nueva propiedad. En 1953, para completar el panorama, se conformó la Cooperativa Agropecuaria “Carlos Casado” Limitada. El 29 de septiembre de 1907, en definitiva, puede ser entendido como un momento que condensa las realizaciones de una comunidad a lo largo de sus casi cuatro décadas de existencia anteriores, pero de la misma ma-

toria de los Pueblos de la Provincia de Santa Fe, Santa Fe, 1982. Libro de Oro de Casilda. En el Cincuentenario de su Declaratoria como Ciudad. 1907-1957. Rosario, Talleres Gráficos Tamburini, 1959 Concejo Municipal de la ciudad de Casilda, Composición de los distintos Concejos Deliberantes 1908-1988. Síntesis de fechas y proyectos. Casilda, 1988


52 > > > SINTESIS DE HISTORIA

HISTORIAS EN TORNO A UN CEMENTERIO Es una de las necrópolis más antiguas de la región. Habilitado en 1886, el cementerio de Timbúes, antigua Colonia Jesús María, posee historias y un patrimonio arquitectónico que merecen ser rescatados. en la necesidad de asistirla

Por Ricardo Alberto Celaya

después de la muerte. Para un hombre romano era tan importante

la

construc-

ción del hogar como la necesidad de asegurarse una descendencia que cuidara de su tumba. Recién en los siglos XIX y XX, con la aparición del racionalismo, la idea de la muerte es paulatinamente

transformada

en

un acontecimiento práctico, en la que va a influir la visión mecanicista de la medicina. El cementerio como construcción arquitectónica, entonces va a estar ligada a la visión de la muerte que cada generación construye o reconstruye, sobre la base de la tradición instalada. De este modo, un cementerio es la construcción de un contexto altamente Desde los comienzos de la historia, las tumbas tu-

significativo, de utilización

vieron una carga simbólica y significativa. Y también es

temporaria y meramente evocativa, o conmemorati-

cierto que en muchas culturas la preocupación por la

va, absolutamente ligado a la memoria y a los afectos.

muerte fue tanto o más importante que la vida misma.

Considerando que la memoria es principalmente afec-

Las creencias que siempre mueven las motivaciones

tiva, y la memoria es historia, el cementerio es un lugar

humanas dan cuenta de ello. Los romanos, tanto como

donde la historia de una comunidad también puede ser

el pueblo egipcio, creían en la supervivencia del alma y

leída, releída y rescatada.


SINTESIS DE HISTORIA < < < 53

pueblo, la misma todavía se conserva junto a las galerías que alojan los nichos más antiguos del camposanto. El

EL ORIGEN DEL CEMENTERIO DE LA COLONIA “JESÚS MARÍA”

portal de ingreso es de 1929 y posee la inscripción “Jesús y María”. Entre las tumbas pertenecientes al siglo XIX podemos destacar dos que contienen historias de inte-

Según relatan en su libro los autores timbuenses, César Mansilla y Carlos Marc, a comienzos del mes de di-

rés, que reflejan los vínculos entre la vida y la muerte en aquella época:

ciembre del año 1886 un viajero proveniente de Rosario se sintió indispuesto en un bar de la localidad y fallece,

UNA TUMBA PARA ELIZA

comprobándose que murió de cólera. Frente al peligro de propagarse una epidemia, los familiares enseguida

Dentro del conjunto, se encuentra indicado el sitio

lo quisieron sepultar, y luego de ponerle casi cincuenta

donde existió la fosa común para enterrar a los que mu-

kilos de cal viva en el ataúd, lo llevaron a sepultar a San

rieron por las diversas epidemias que azotaron la región

Lorenzo. El Intendente de aquella localidad negó el ser-

hacia la década de 1880. El enterramiento se indica con

vicio argumentando que no podía recibir más cadáveres

las lápidas de tres damas: Ernestina Rosembaum, Agnes

de localidades vecinas, recomendando a las autoridades

Adams y Eliza Taylor, las dos primeras fallecidas entre

de la Colonia Jesús María que vieran la forma de hacer

1885 y 1886 por la fiebre amarilla, las mismas están es-

en su jurisdicción un cementerio. Rápidamente se hicie-

critas en inglés y alemán. La lápida de Adams contiene

ron tres donaciones de terreno, las dos primeras fueron

un epitafio lacónico: “los muertos quedan olvidados, los

rechazadas por estar demasiado cerca del naciente po-

vivos olvidan que tienen que morir”.

blado. La elegida pertenecía al señor Don Rosario Martín

La tercera lápida pertenece a Eliza L. Taylor, proceden-

Nicolorich, administrador de la sucesión Cullen, quien

te de una familia inglesa afincada en Buenos Aires, fue

además de la cesión, a su vez construyó las primeras

esposa del escocés Guillermo Kirk, fundador de la actual

dependencias y quedó encargado de su custodia. Para

localidad de Puerto General San Martín, murió víctima

mediados de diciembre el cementerio ya se encontraba

del cólera el 9 de febrero de 1896, a los 38 años de edad.

habilitado.

Desde ese momento Kirk, deprimido, el cual no se le co-

En aquella época los únicos cementerios que había

noce descendencia, comienza a transferir y vender sus

en la zona eran los de Rosario y San Lorenzo, en este

bienes para volver a Escocia donde fallece, un año des-

último los cadáveres de la colonia eran antes sepulta-

pués de su partida, el 31 de octubre de 1898.

dos. Al parecer, el visitante fallecido trajo la epidemia de cólera, que en aquellos tiempos hizo estragos entre la población de la zona. El libro de defunciones iniciado en diciembre de 1886 refleja dicha situación, la mayoría de estos permanecen en una fosa común: 9-12-1886 Ragazzo, Antonio – Muerto de Cólera 9-12-1886 Girigulli, Pedro – Muerto de Cólera 16 – 12 -1886 Ramos, Domingo - Muerto de C. Cbral 17 – 12 – 1886 Boetto, Bartolo – Muerto de Anemia 22 – 12- 1886 Valvesoni Antonio J. – falta de desarrollo, a los ocho días de vida 25 – 12 – 1886 Cesarini, Alfredo – Muerto de Cólera 30 – 12- 1886 Marti, Paulina – Muerta de Cólera En el año 1889 se construye la capilla, donde se realizaban las misas y oraciones póstumas a las víctimas del cólera para no contaminar la parroquia en el centro del


54 > > > SINTESIS DE HISTORIA

DINCO Otro de los monumentos de interés es la tumba del propio donante del terreno del cementerio, Don Rosario Martín Nicolorich, fechada en 1894, quien fue enterrado junto con su perro Dinco. Según relatan las tradiciones orales, aquel animal era popular en toda la colonia, dado que este fiel compañero realizaba con una nota en su boca los mandados y encargues que su dueño necesitaba. Cuando Don Nicolorich falleció, Dinco, vacío de soledad, se dirigió a la tumba de su amo para ya nunca irse de allí, resistió el hambre, el frío y la lluvia hasta que sus fuerzas se agotaron y murió junto a quien fue también su fiel compañero. A fines del año 1894 se emplaza sobre la misma una escultura de mármol de carrara realizada por un artista italiano, encargada por la Sociedad Protectora de Animales de Rosario para homenajear dicha historia. A principios de la década del 90´ la misma fue saqueada, hasta que en el año 2006 se instala otra en su lugar. Don Nicolorich y Dinco son ejemplo de un amor que ha trascendido la vida para instalarse como historia fundacional de la identidad de los timbuenses.

MÁS QUE UN LUGAR DE MUERTE Las necrópolis tienen siempre una estrecha relación con la localidad a la que pertenece. Muchos rasgos de la ciudad de los vivos, mucho de la idiosincrasia de su gente, puede ser leída en esta ciudad de los muertos. Un cementerio es una ciudad dentro de otra ciudad. Este trabajo ha intentado sólo ser un primer avance de revalorización de este patrimonio, el cual forma parte sustancial de la identidad de los habitantes de Timbúes; dado que habla muchos de ellos, del respeto a sus seres fallecidos, de la gran cantidad de cosas que los ligan a ellos. También pretende demostrar que el cementerio no es un evento marginal y aunque esté a las afueras de la localidad, no está a las afueras del corazón de sus habitantes.

BIBLIOGRAFÍA HEREDIA, Elina; RIGOTTI, Ana María, “Inventario patrimonio natural y construido, cordón norte, costa área metropolitana Gran Rosario”. Consejo Federal de Inversiones, Gobierno de

Santa Fe, 2007. MANSILLA, César; MARC, Carlos, “Nuestro Pueblo, Su Historia”. Comuna de Jesús María. Ed. Atlántica. Díaz, 1974.


VOLAR….. VOLAR…

“Quiso volar, igual que las gaviotas, libre en el aire, por el aire libre y los demás dijeron pobre idiota, no sabe que volar es IMPOSIBLE…..” (Alberto Cortez) Por Prof. Pablo Sapei Pichón Corvatta posa con su avión en el aeroclub de Santa Rita, en Granadero Baigorria

Volar, volar tan alto como las aves, ese fue el sueño y

los pájaros y todo relato sobre aviones o aviadores era

la pasión de Osvaldo Corbata, desde pequeño, acompa-

literalmente “devorado” por el niño, quien a través de la

ñándolo a lo largo de toda su vida. Juan Ortiz era cierta-

lectura daba rienda a su imaginación y sus sueños de pi-

mente un pequeño poblado rodeado de quintas, cuando

loto. Ya adolescente, esa pasión lo llevó a inmiscuirse en

un 12 de julio de 1924 nació el protagonista de este re-

el aeromodelismo, diseñando, construyendo y haciendo

lato. La familia Corvatta, por ese entonces, trabajaba las

volar sus propios aviones en un amplio terreno, donde

tierras propiedad de la familia Copello ubicadas en el

luego se levantarían el edificio Municipal y la Iglesia

barrio homónimo. A principios de 1930, Copello le en-

Evangélica Metodista.

carga al ingeniero Chavarri, la mensura y el loteo de sus

Ya para esos años, Juan Ortiz vivía un período de creci-

terrenos, obligando a la familia Corvatta a mudarse al

miento y transformación, resultante de las radicaciones

núcleo urbano, “yo era pibe, habré tenido seis años me

industriales, primero Celulosa Argentina en 1932 y luego

acuerdo que le ayudaba al ingeniero a trazar el barrio, yo

Electroclor Argentina en 1939 y Osvaldo, como muchos

le llevaba los mojones y mi papá le marcaba las calles

de su generación, comenzaron a trabajar en estas fábri-

con el arado, después se empezaron a vender los lotes”.

cas siendo muy pequeños: “cuando Electroclor empezó a

Tal vez haya sido la fortuna, quizás la invisible mano

tomar gente ahí empecé a trabajar, creo que fui el prime-

del destino, lo cierto es que desde pequeño, Osvaldo fijó

ro. Yo tenía 14 años, pero con la libreta de menor en ese

su atención en esas máquinas que buscaban emular a

tiempo, se podía trabajar, estamos hablando de 1939”. La


inexistencia de un marco regulatorio del trabajo, no so-

culo de Aviación en terrenos hoy pertenecientes al ba-

lamente permitía a los menores trabajar como operarios

rrio Santa Rita de Granadero Baigorria y serán varios en

sino que además no los protegía frente a tareas extremas

Juan Ortiz los que concurrirán hasta allí para volar en los

y peligrosas, ya que con sólo 14 años, su trabajo en Elec-

famosos Cessna o Pipper, basta nombrar a Arturo Costa

troclor consistía en “ arreglar los cajones de damajuana

o Anselmo Lelli. Este último será quien brindará a Osval-

de hipoclorito de sodio, eran damajuanas de 50 litros,

do su bautismo de vuelo y a partir de allí “todos los días

eso lo mandaban en cajones a Buenos Aires, después

agarraba la bicicleta y me iba hasta el aeroclub a volar

la

enviaron

en

vagones

y de esa forma acumulé

mu-

tanques” ese

chas horas de

cambio

im-

vuelo”.

para

A

plicó

medida

la

empresa

que pasaba el

la

creación

tiempo y más

de un taller

horas de vue-

de manteni-

lo

miento, tan-

más

to

eran las distan-

eléctrico

acumulaba, lejanas

como mecá-

cias

nico, Osvaldo

por Osvaldo al

será el pri-

comando

mer operario

su Cessna o un

destinado

Pipper

al taller de

En 1954 volará

manteni-

hasta San Pa-

miento

me-

blo en Brasil y

cánico y allí

al año siguien-

permanecerá

te

por 29 años,

junto al piloto

“hasta

que

Posando junto con su avión en el aeroclub que estaba ubicado en San Fernando, tras llegar de su viaje

cubiertas de

Azteca.

participará

Olivera

Cesar

me retiré por propia voluntad, para dedicarme a volar”.

en una carrera de regularidad en la que participaron

Desde esos días y hasta su retiro de fábrica, combi-

aviadores de todo el país. La competencia dividida en

nará su pasión por la aviación con su obligación laboral

tres etapas, buscaba unir San Justo en Buenos Aires, con

sin desatender a ninguna. Salir presuroso de su trabajo

Resistencia y Santa Rosa de la Pampa, cada etapa con-

en Electroclor, dirigirse al Círculo de Aviación (al cual

taba además con escalas en las cuales se cronometraba

se había asociado tras cumplir el servicio militar), en la

el tiempo y cada segundo que el piloto arribaba antes o

vecina Baigorria y rumbear hacia las alturas al mando

después de lo previsto implicaba puntos en contra. Re-

de su Cessna, será un diario ritual de compromiso casi

cuerda Osvaldo: “Nosotros navegamos muy bien, pero

religioso.

además tuvimos la suerte, todo se hacía a fuerza de mapa y brújula y llegamos a Resistencia con diferencia

Surcando los cielos...

de segundos, cuanto el resto eran minutos y hasta ho-

Las décadas del 40 y 50 significaron para la aviación

ras de diferencia.... ahí tengo la foto con Olivera Cesar

civil su etapa de esplendor; el apoyo estatal expresado

y cuando el Ministro de Aeronáutica nos entregó el tro-

en subsidios, capacitación, insumos y personal propició

feo”. Cuando aún no se habían acallado los ecos de ese

el surgimiento de numerosos clubes de aviación, con-

triunfo, el destino ponía ante sus manos, la posibilidad

tando cada uno con centenares de asociados. Expresión

de cumplir un viaje, similar quizás a los que él de niño

de este impulso en la región fue el surgimiento del Cír-

imaginaba mientras leía aquellos relatos de proezas, de


viajes extensos por sitios lejanos...

Las hojas del almanaque dictaban que era el 11 de mayo de 1960, cuando los pilotos aprestaron sus máquinas para el gran “salto”, relata Osvaldo: “el cruce lo ha-

Del Norte al Sur de la vasta América

bremos iniciado a las 8 hs de la mañana, en que salí de

Corría el año 1960, cuando el Círculo de Aviación deci-

la Serena, el día era hermoso, sereno pero abajo había

dió comprar dos aviones cuatriplazas Cessna y Osvaldo,

niebla, las cumbres nada más veía. Yo alcancé a tomar

junto a otro piloto, fue seleccionado para cumplir la em-

5 mil metros de altura y aún tenía montañas más altas,

presa prevista. Los seleccionados debían viajar a la plan-

por las que tuve que pasar entremedio de ellas, a distan-

ta matriz de Cessna, ubicada en la ciudad de Wichita en

cia pero en medio de ellas. Era un hermoso espectáculo

Estados Unidos a buscar los aviones y traerlos hasta Ro-

y la locura que habíamos cometido era de no llevar oxí-

sario. Un viaje de miles de kilómetros a través de la vasta

geno, porque a esa altura te podés apunar... tarde media

América lo esperaba. Buenos Aires, Asunción, La Haba-

hora en cruzar la parte más alta de la Cordillera; cuando

na, Nueva York, San Francisco, fueron escalas necesarias

termino de cruzar la Cordillera se aparece ante mi vista

hasta alcanzar la ciudad de Wichita, en el centro oeste

los valles de la provincia de San Juan... pero yo no baje en

estadounidense, desde donde partieron en dirección al

seguida sino que fue de a poco perdiendo altura con un

lejano cono sur.

caída calculada para llegar a Uruguay a unos mil metros

Sobrevolando inmensas praderas, áridas mesetas, contorneando las costas del Océano Pacífico, desafian-

de altura, es decir perdí 4mil metros pero en forma gradual y eso vos lo ganas en velocidad”

do escarpadas montañas o atravesando enmarañadas

Después de 8 horas de vuelo, Osvaldo aterrizó en Co-

selvas, los pilotos fueron recorriendo la heterogénea

lonia, República del Uruguay; al día siguiente en el ae-

geografía de nuestra América. Brownville, Matamorros,

ropuerto de Morón se reencontró con su compañero de

Veracruz, El Salvador y Panamá, sitio en el cual perma-

travesía y ese mismo día eran recibidos con honores por

necieron varios días esperando las maletas que uno de

los amigos y miembros del Círculo de Aviación, El vuelo

los pilotos se había olvidado en México. Tras dejar Pana-

ya era historia.

má, la próxima parada fue Ecuador, más precisamente

43 años han pasado de aquellos días en los cuales osa-

Guayaquil, “Siempre volamos visual, es decir siempre

ron codearse con las nubes y confundirse con las aves

observando los distintos paisajes. Cuando salimos de

entre las altivas montañas de los Andes. Osvaldo siguió

Guayaquil a Perú, cruzamos una selva que se conoce

trabajando en Electroclor hasta que pudo construir, jun-

como “cementerio de los aviones”, por que si caes ahí

to a Juan Secco su propia pista de aviación y hasta llegó

no te encuentran más, era impresionante, primero vola-

a tener un pequeño emprendimiento aerocomercial; por

mos alto pero luego comenzó a nublarse y terminamos

su parte el Círculo de Aviación en 1963 se mudó a Pueblo

volando casi por encima de la copa de los árboles, para

Esther, donde aún funciona.

tener visibilidad” recuerda Osvaldo.

El tiempo pasó, la pasión por volar se acalló pero no

En Perú, harán escala en Pisco, donde se presentará el

se apagó y Osvaldo, aquel que como dice la canción “qui-

primer y único inconveniente mecánico: “mi compañero

so volar, igual que las gaviotas” nos demostró que volar

iba carreteando para despegar y la rueda delantera se in-

no era imposible, como reflexionaba el propio Osvaldo,

trodujo en un pozo y se le doblo la hélice, entonces hubo

cuando lo entrevistamos “yo soñaba con esos tipos que

que sacar la hélice, llevarla a Lima” recuerda Osvaldo “yo

cruzaban el mar o las montañas y después con el tiempo

le preste el avión porque estábamos a 200 km de Lima,

yo llegué a ser eso; quiere decir que algunos de mis sue-

así que debió viajar hasta allí para se la repararan”.

ños de pibe se cumplieron”.

Salvada la dificultad, los aviones dejan atrás Perú, con rumbo a la costera ciudad chilena de La Serena, allí los esperaba el desafío mayor del viaje: Las Altas cumbres de la Cordillera de los Andes. Escondidos entre las nubes, detrás de esos inmensos picos nevados que desafiaban los cielos, estaba el destino final anhelado: la Argentina, la familia, la satisfacción del deber cumplido, el punto final a una travesía de 40 días.


POSTALES DEL AYER

José Fayó (hijo de Antonio Fayó y Rosa Freyre Rodríguez del Fresno) fue Jefe Político de San Lorenzo entre 1885 y 1891. Estaba casado con su sobrina Deolidia Zavalla Fayó. Entre los asistentes se puede reconocer a Pedro Fraire, comerciante, hacendado y concejal de San Lorenzo. (Colección de Sebastián Alonso)



Revista nº 27