Issuu on Google+

Equipo 01 - iluminación

Retos de la iluminación en el proyecto: 1) 2) 3) 4)

Tener un sistema de iluminación natural. Tener un sistema químico de iluminación por las noches sin la necesidad de utilizar electricidad. Tener la capacidad de iluminar las trece plantas del edificio de viviendas, que es nuestro caso de estudio. Tener un sistema lo suficiente flexible como para convertirse en una piel.

Soluciones: 1) Para poder tener un sistema de iluminación natural que sea capaz de viajar verticalmente las trece plantas del edificio y que tenga la suficiente flexibilidad como para comportarse como una piel, se tejerá en la estructura fija una piel con fibra óptica que recogerá luz natural con un aparato que se encuentra en el techo. Este colector concentra la suficiente luz para suplir energía a ocho luminarias. Monitoreando la luz suplida, el sistema puede mantener un nivel constante de luz aun cuando las condiciones climáticas estén cambiando. El problema con este sistema es el tamaño del colector (muy grande) y, teniendo en cuenta que son trece plantas, un colector no sería suficiente. Para resolver este punto estamos contactando a un experto de sistemas de iluminación: Jorge Rocafort. La fibra tendrá fluido en una capa interior que ayudará a que la luz viaje a través de las viviendas. Este fluido cuenta con un sistema hidráulico que va a crear diferentes presiones en la fibra, obligando a la pieza moverse. 2) Para resolver el tema de la iluminación fluorescente por la noche se ha estudiado varios mecanismos biológicos y químicos y se ha consultado al ingeniero químico Carlos del Río. Estudiando la química del “glow stick” hemos amprendido que lo que hace brillar a este tubo es la mezcla de estos químicos: solución de peróxido de hidrógeno, phenyl oxalate ester y solución del tinte fluorescente. Al mezclar, se produce una luz que brilla por 30 minutos. Esta no es una solución viable para la iluminación nocturna por la utilización de químicos sumamente peligrosos en viviendas y la corta duración de la luz producida. Al estudiar organismos con sistemas bioluminiscentes hemos entendido que la para la producción de luz tiene que haber dos cosas: energía y químicos. El ingeniero químico nos propuso utilizar materiales que con la fricción (en este caso la del fluido) son capaces de generar luz, pero todavía nos falta estudiar más a fondo este mecanismo, por lo que contactaremos a un experto en iluminación y a un químico.


Equipo 01-martes 20 abril-iluminación