Issuu on Google+


Esta vieja casa hoy solo es el lugar donde las palomas vienen a dejar sus huellas, donde el ruiseĂąor es el Ăşnico que de vez en cuando una tarde como hoy le diĂł color.


LA SIMETRICA


cCastillo lA asa


AlgĂşn dĂ­a tal vez no muy lejano fuiste la casa de un magnate, criaste a muchos seres que disfrutaban de tus ventanas y balcones. Hoy tus ventanas no se abren ni se calientan las humedades de tus paredes.


Dos casas del tamaño de una calle dos vecinos que algún día tuvieron el de compartir sus días viendo crecer a y ñetos en el mismo patio, hoy estan arriendo y buscan quién habite el eco silenciosos pasillos.

placer sus hijos en de sus


Un d铆a unos grafiteros decidier贸n darle sentido al espejismo que yo reflejaba y por el cual tu pasabas desapercibido.


“En honor a los faraones de Egipto que con sus obras crearon dioses”.

La casa era un verdadero palacio, del cual, tristemente, ya no queda nada, la belleza que ostentaba en otras épocas no se ve reflejada en lo que queda de él.


Eras un barco que medellĂ­n echo a las calles cuantas brisas cuantas olas, pero hoy tu esqueleto de hierro es un concreto que se humedece y se desmorona dandole vida a un arrecife en esta jungla de concreto


Calle 60 tan sola cuando podrias ser un circo..



Peligro Extinción