Page 1

Mensajero Año 5

No. 143

TLALNEPANTLA

Provincia Eclesiástica de Tlalnepantla CUAUTITLÁN

ECATEPEC

TEOTIHUACÁN

Domingo 08 de diciembre de 2013 TEXCOCO

NEZAHUALCÓYOTL

Donativo: $5.00 VALLE DE CHALCO

Peregrinación de la Diócesis de Cuautitlán al Tepeyac Pág. 4

Jóvenes Católicos, ¿a quién esperan?

Laicos deben estar allí donde “se decide el futuro”, dice el Papa Pág. 6

Pág. 11

Fe y compromiso político Pág. 8

El llamado de Dios, “Ven y sígueme”

Pág. 12

Voz del Pastor

Los niños están al día Pág. 2

“La Red” no es un instrumento, sino toda una cultura Pág. 13


2

Voz del Pastor

Mensajero DIRECTORIO OBISPOS

Los niños están al día Cada vez es más común, hablando de lo típico de cada generación, hablar de la actual como de los “nativos digitales”. Varían las fechas en las que se señala el inicio de la era digital. Esto es normal, porque la vida humana es un proceso continuo, sin detenerse, en todos sus aspectos. Muchos mecanismos digitales están fundamentados en mecanismos anteriores y no podemos decir que haya surgido de la nada la era digital. Ciertamente, cuando nos dimos cuenta, ya estábamos en otra etapa de las comunicaciones sociales. Bien, esto por lo que respecta al comienzo de la era digital. Podemos decir que la segunda mitad de los años 80, siglo pasado, está marcada por la manifestación de los medios electrónicos modernos. Poco después o en ese mismo período, comienza la era digital. De modo que los nacidos en los años 90 ya podemos decir que son nativos digitales. Los que nacimos poco antes o mucho antes, seremos “migrantes digitales” y además “indocumentados”, como alguien añadió. Los nativos digitales tienen como documento de pertenencia un nuevo modo de interactuar con la realidad, con las demás personas, es en realidad una cultura. Los que somos migrantes todavía no adquirimos la documentación adecuada para transitar en esta cultura hasta que no entremos en las claves de la misma. Es frecuente decir que ya aprendimos a manejar un instrumento digital, porque sí, usamos los dedos para comandar muchas funciones; sin embargo, no siempre estamos en el fondo del diálogo digital. Hay quienes usando, por ejemplo, un sencillo teléfono digital, dicen estarse defendiendo de entrar a esta era, de no querer entrar en la red. Pero, aunque no lo quiera, ya lo está, porque se “enreda” en todo un proceso del que él mismo no se da cuenta. Y este es el gran desafío de nuestros

días. La era digital. Dado que ha se ha hablado mucho sobre el tema, solo me permito tocar dos puntos de este desafío. Por una parte, está el desafío de aprender el lenguaje digital, de saber entrar en él y no solo limitarnos a manejar más o menos un objeto de estas características. Por otra parte, está el desafío, después de aprender este lenguaje digital, aprender a usarlo y no dejar que nos haga perder nuestra libertad, nuestra creatividad, nuestra capacidad de razonamiento, nuestras relaciones afectivas auténticas; en pocas palabras, que no nos haga caer en la despersonalización. El buen uso del lenguaje y de los medios digitales, permite que la persona, como en todo aspecto que surge del progreso de la civilización, crezca, se prolongue en sus inventos mismos. Y la manera más digna de vivir como persona es la comunicación que lleva a la comunión, fruto del encuentro en la verdad y en la libertad, en el amor. Un uso tergiversado del lenguaje y los medios digitales, provocará que la persona caiga en algunos desequilibrios, que lo pueden, cuando son graves, profundos, llevar a la despersonalización, pérdida de la identidad. Dejar que entre la mentira, o irreal, dejar que penetre en la mente y en todos los sentidos, una falsa concepción de la persona humana. Dejarse llevar por la satisfacción personal de manera irracional, solo provocará la sumisión, la dependencia, de programas que provocan precisamente esta situación. Acercarnos a la cultura digital es una gran oportunidad de crecer. Conocerla y saberla poner al servicio de la persona y de la sociedad, será un gran acierto. Dejar que nos esclavice, nos deforme interiormente, será una desventura. Estamos entrando a la época maravillosa de la navidad. Seguramente

† Guillermo Ortiz Mondragón Obispo de Cuautitlán

Excmo. Sr. D. Carlos Aguiar Retes Arzobispo de Tlalnepantla Excmo. Sr. D. Ricardo Guízar Díaz Arzobispo Emérito Tlalnepantla Excmo. Sr. D. Guillermo Or z Mondragón Obispo de Cuau tlán Excmo. Sr. D. Oscar Roberto Domínguez Cou olenc, M.G Obispo de Ecatepec

los padres de familia están haciendo cuentas para negociar con los Santos Reyes sobre aquello que les gustaría que recibieran sus hijos como regalo, o que ellos mismos los han pedido en su carta a tan magníficos y generosos visitantes del Nacimiento. Será muy bueno que los padres de familia, si ven la posibilidad de conseguir que los magos de oriente traigan a sus hijos estos instrumentos digitales, que les pidan que junto con el regalo, vaya para los mismos padres de familia un vademécum o un cursillo de capacitación, para usar junto con sus hijos este gran regalo que, indudablemente será útil para ellos. Sí, los niños están al día. Por eso los padres, como cuando los ensañaban a caminar y de repente sus pequeños echaban la carrera y los padres reaccionaban correteándolos, así, hoy los padres deben corretear a sus hijos y decidirse a entrar de lleno a la cultura digital, con todas las de la ley, para no ser migrantes indocumentados en ella. ¿Qué calificación te gustaría tener de tu familia? Una familia moderna, que sabe usar los medios digitales, que domina el lenguaje digital y sus instrumentos, y que es feliz porque se comunica entre sus miembros y está unida. Una familia moderna, que sabe usar los medios digitales, que domina el lenguaje digital y sus instrumentos, y que es infeliz porque vive el aislamiento, el vacío de afecto, que tienen dificultades para vivir relaciones interpersonales. Unos niños que saben convivir y gozan estar juntos. Unos niños aislados, que no saben comunicarse ni convivir con los demás y están siempre malhumorados porque sienten que su espacio es invadido. Decide qué tipo de familia quieres construir.

Excmo. Sr. D. Héctor Luis Morales Sánchez Obispo de Nezahualcóyotl Excmo. Sr. D. Guillermo Francisco Escobar Galicia Obispo de Teo huacán Excmo. Sr. D. Juan Manuel Mancilla Sánchez Obispo de Texcoco Excmo. Sr. D. Víctor René Rodríguez Gómez Obispo de Valle de Chalco Excmo. Sr. D. Francisco Ramírez N. Obispo Auxiliar de Tlalnepantla Excmo. Sr. D. Efraín Mendoza Cruz Obispo Auxiliar de Tlalnepantla DIRECTOR GENERAL Mons. Víctor René Rodríguez Gómez Presidente de la Comisión Provincial para la Pastoral de la Comunicación DIRECTORA EN TURNO Abril Villanueva SUBDIRECTOR Mons. Luis Mar nez Flores CORRECCIÓN Y ESTILO Maricruz Reyes Lugo DIAGRAMACIÓN Y DISEÑO Samuel Nájera COLABORADORES Equipo de la Pastoral de la Comunicación de la Provincia Eclesiás ca de Tlalnepantla. Registro en trámite.

Mensajero Es una publicación catorcenal de la Provincia Eclesiás ca de Tlalnepantla. Se distribuye en la Arquidiócesis de Tlalnepantla, y en las Diócesis de Cuau tlán, Ecatepec, Texcoco, Teo huacán, Nezahualcóyotl y Valle de Chalco. periodicomensajero@gmail.com


Mensajero El Año de la Fe ha dejado a todos los cristianos la tarea de profundizar nuestra unión con Cristo el Señor. De favorecer que más personas puedan encontrarse también con Jesucristo vivo. De iluminar los principales momento de la vida con la luz de la fe. El pueblo hebreo vivía en condiciones dramáticas: pobreza, injusticia y estaba invadida por una nación extranjera. Además, los grupos más influyentes en la sociedad judía estaban divididos. Las condiciones no podían ser más terribles. Sin embargo, Dios tenía preparada desde antiguo, la llegada de Cristo para iluminar al mundo con su nacimiento. Nuestro país también vive en condiciones dramáticas: por muchos años se permitió que la corrupción creciera. Los gobiernos panistas y priistas no han podido controlar la violencia, la inseguridad y el horror que recorre todo el territorio nacional. A los problemas tradicionales como el hambre, la falta de oportunidades y la pobreza lacerante, se han sumado nuevos problemas. El narcotráfico y el crimen aprovecharon la corrupción y compraron a autoridades de varios niveles. Los partidos políticos se han convertido en grupos de poder que no miran por el bien de los mexicanos. El Estado mexicano, cuando llega a castigar, solo lo hace contra los enemigos del gobierno en turno. El Estado no promueve la aplicación de un plan com-

“El pueblo que caminaba en tinieblas vio una gran luz”

pleto de lucha contra la corrupción. El país está divido en partidos políticos, sindicatos, niveles de gobierno, aparatos policíacos, etc., cada quien responde a intereses diversos. Incluso, algunos responden a grupos delincuencia-

les. Una fe comprometida debe ser nuestra contribución como católicos en estos tiempos que vive nuestro país. La fe comprometida es la que produce frutos de justicia, de integridad perso-

Disposiciones interiores para el Tiempo de Adviento Por: Raúl Ventura Navarro Las cosas que forman parte de nuestra vida, de todos los días, aunque sean tan cercanas e inmediatas, son ordinariamente las más difíciles de entender. Así podemos preguntarnos qué es la vida, qué es el amor, en qué consiste el bien y la verdad. El tiempo es uno de esos elementos que nos afectan por todas partes, independientemente de que lo entendamos o no. No podemos prescindir de él en ninguna situación en que nos encontremos o a la que hagamos referencia. Un día nacimos, después de un corto o largo camino, morimos. Todos los acontecimientos grandes y pequeños de nuestra vida los vamos entendiendo por el día, el mes y el año en que tuvieron lugar. Por eso, en cumplimiento de todas las promesas que Dios había hecho durante siglos de salvar al hombre de su postración, el Padre va a enviar a su hijo, vestido de nuestra condición humana; Dios va a entrar a nuestro tiempo, en nuestra historia, es decir, Dios ya no envía mensajeros que mantengan encendida la esperanza del hombre; envía a su propio hijo. Dios viene a salvarnos. Este gran acontecimiento requiere de un tiempo de preparación inmediata.

3

Editorial

Siempre lo hacemos así en cualquier orden de nuestra vida. Las cosas decisivas, las que tienen una importancia grande, de las que cuentan, las preparamos. Para este tiempo debemos cultivar un estado interior de alerta ante un hecho que nos afecta de manera determinante. El Hijo de Dios viene a cada uno de nosotros y debemos presentarle un corazón abierto, para que él llegue como a su casa. Entonces, conviene poner la casa

en orden, quitar todo lo que cause mala impresión, crear un ambiente de bienvenida que produzca gozo ante tal visita. Otra actitud para este tiempo es la alegría porque El Salvador viene a liberar de cualquier cadena interior. Debemos ponernos en marcha; cada día debemos avanzar, venzamos el cansancio, sacudamos el polvo, limpiemos nuestra mirada, reunámonos con los demás que hacen el mismo camino. Juntos debemos llegar.

nal, de servicio a los más necesitados. Preparemos la llegada del Señor Jesús con acciones de justicia. Despertemos del sueño informándonos de lo que sucede en la Iglesia y en nuestro país.

Hacer una obra buena cada día, mi propósito Por: Pbro. Antonio Muñiz, R.A.J. Es una lástima que muchos de nosotros no podamos contribuir a nuestra comunidad o al mundo en general por estar tan ocupados. Durante años yo también creí que costaba mucho tiempo, dinero y esfuerzo hacer algo por los demás, pero todo cambió cuando puse en marcha mi plan de hacer una obra buena cada día. Sin embargo, al cabo de unos días, todo me resultó más fácil. Sentí un poco de culpa por la simpleza de mis acciones. Las intercalaba con mis otras tareas diarias de una manera que me convenía. Pero, ¿no se trataba de eso justamente? ¿Acaso las obras buenas tienen que ser complicadas? Aunque muchas de las cosas que había hecho eran sencillas —no fundé un orfanato ni salvé de morir a nadie—, sabía que mis granitos de arena estaban ayudando a otros. ¿Por qué sentimos un impulso tan fuerte de ayudar a otros? Una teoría señala que las personas bondadosas tienen más probabilidades de educar bien a sus hijos que las que sólo aspiran a realizar actos de bondad. Se puede decir, por tanto, que la evolución favorece a los seres humanos más amables y compasivos.


4

Caminar Diocesano

Mensajero

Peregrinación de la Diócesis de Cuautitlán al Tepeyac Por: P. Gustavo Santana Patiño Diócesis de Cuautitlán La Diócesis de Cuautitlán encabezada por su Obispo Don Guillermo Ortiz Mondragón peregrinó hacia imagen de María, la Madre del Verdadero Dios por quien se vive, en el Santuario del Tepeyac el pasado 28 de noviembre. Una multitud de peregrinos en la fe se dieron cita en la Glorieta de Peralvillo para dirigirse al recinto mariano de la Basílica de Guadalupe donde, con fervor en el rezo del Santo Rosario y con voces unificadas, elevando himnos de alabanza. La manifestación del amor a Santa María de Guadalupe se hizo presente entre la humildad de sus devotos peregrinos que, desde sus comunidades, iniciaron su trayecto siguiendo los pasos del que fuera el gran y humilde heraldo de la “morenita”, San Juan Diego Cuauhtlatoatzin. La Eucaristía, presidida por el Obispo y concelebrada por su presbiterio, fue el escenario donde se clausuró el Año de la

Fe como diócesis. Don Guillermo exhortó a los fieles a recorrer el camino de la Fe, el camino de María, a reconocer que para Dios no hay imposibles. Que como Iglesia no hay que mirar las limitaciones, las debilidades y aún la falta de experiencia. Que debemos animarnos mutuamente a vivir la aventura de la Fe, sin temores, con valentía para anunciar a Cristo sin miedo. Nuestro Obispo finalizó esta peregrinación encomendando la vida y misión de la diócesis a la Virgen María con una sencilla y emotiva oración: “Dulce Señora del Tepeyac, Morenita bienaventurada porque has creído. Gracias por acompañarnos en este Año de la Fe. Gracias porque tu consuelo de madre y tu ejemplo de educadora nos han entusiasmado y animado más a cumplir la voluntad de tu Hijo. Gracias a ti, la verdaderísima Madre del Dios por quien se vive, porque nos has enseñado a luchar por la

vida en tu Hijo. Nuestra Señora del Tepeyac, concédenos caminar continuando como Iglesia misionera, que vive y

anuncia el gozo del evangelio. Queremos aprender de ti, Madre misionera de paz”.

La Diócesis de Ecatepec presente en el Teletón

Por: CODIPACS ECATEPEC El pasado 30 de noviembre de 2013, se llevó a cabo el TELETÓN 2013 en nues-

tro país. En Ecatepec, en la Colonia Valle de Anáhuac, se encuentra el Centro de Autismo Teletón (CAT), inaugurado hace un año, y el cual ha atendido a

más de 100 niños con miles de servicios. Al evento, presidido el año pasado por la Lic. Tania Kasarik, directora del CAT; la Lic. Elizabeth Vilchis, secretaria de Desarrollo Social del Gobierno del estado de México; el Mtro. Pablo Bedolla, presidente municipal de Ecatepec y la Mtra. Verónica Guiscafré, presidenta del Sistema DIF, fue invitada la Diócesis de Ecatepec. El obispo Oscar Roberto Domínguez Couttolenc M.G., que se encontraba participando en el IV Congreso Americano Misionero, envió como representante a Mons. Luis Martínez Flores, quien en su mensaje dio los saludos del Obispo de Ecatepec y habló de la caridad como elemento esencial de la vida cristiana. La Diócesis de Ecatepec, ha colaborado en la atención pastoral a los niños atendidos en el CAT, dándoles la preparación para recibir la Primera Comunión, así como en el acompañamiento espiritual a los padres de familia de los niños, con retiros y dirección espiritual. Este año, durante la jornada del Tele-

tón, en la capilla del CAT, hubo adoración al Santísimo Sacramento todo el tiempo de duración del evento, y comunidades de la Diócesis, con la dirección del Pbro. José Guadalupe Granados Fitz y el Pbro. Arturo Martínez Telumbre, pusieron puestos en la kermés que se llevó a cabo para recaudar fondos de ayuda para la Fundación Teletón, a la cual el papa Francisco envió la Bendición Apostólica y le deseó éxito en la misión de ayudar a los niños con alguna discapacidad, autismo y cáncer.


5 ¡Alegría! ¡Alegría! en las pequeñas comunidades de Iniciación Cristiana Mensajero

Por: Efrén Torres El 1 de diciembre de 2013 en las instalaciones de la Catedral de Teotihuacán se reunieron las Pequeñas Comunida-

Caminar Diocesano

des de Iniciación Cristiana en las diferentes parroquias de nuestra diócesis; parroquia de Santa Cruz en Tecámac, San Pedro Apóstol en Atzompa, La Purificación en Teotihuacán, San

Martín de Tours en las pirámides, La Inmaculada Concepción de María en Otumba, San Agustín de Hipona en Acolman, Santa María en Acolman y San Martín Caballero en Azcatepec. Son 27 comunidades las que llevan esta experiencia de caminar con este proceso catecumenal y dos de ellas al terminar su proceso ahora han pasado a formar parte de una comunidad eclesial de base. Con motivo de su ágape navideño y en gratitud por los 25 años de vida sacerdotal (15 de agosto) de los Pbros. Miguel Ángel Peralta y Efrén Torres, celebraron la Eucaristía en la Catedral de Teotihuacán. Por la mañana las diferentes comunidades presentaron algunos bailables típicos de nuestra patria dándole colorido y alegría a la fiesta, después el coro de la catedral de Texcoco dio un concierto navideño, se pasó a la misa y posterior-

mente al convivio en la huerta de la catedral, amenizada por un organista que le puso ambiente a este gran ágape. Además de la presencia de las comunidades estuvieron presentes, los padres, Eric Hernández, Miguel Cardiel, Gerardo Valadez, Salomón Miranda.

Primera Visita Pastoral de Mons. Víctor René Rodríguez Gómez Por: Patricia Peña Veloz En este mes de noviembre, el Excmo. Sr. Obispo Don Víctor René Rodríguez Gómez, realizó la Primer Visita Pastoral en los Decanatos de Ntra. Sra. del Carmen y Juan Pablo II, ambos pertenecientes a la Vicaría Episcopal de San Juan Diego de la Diócesis de Valle de Chalco. Durante este encuentro pastoral, el Sr. Obispo en diferentes momentos se reunió con los Presbíteros, Equipos Parroquiales de Animación Pastoral (EPAP), Consejo Parroquial, Representantes de las diferentes pastorales y el Pueblo de Dios. El Vicario Episcopal de esta zona Pbro. Eugenio Rafael Salomón Hernández, comentó: “los sacerdotes junto con el Sr. Obispo realizamos una dinámica de integración con la finalidad de conocernos un poco más, hablamos de la importancia de trabajar juntos, de establecer lazos de unión tanto en lo humano como en lo espiritual. Además nos comentó que el mundo en este tiempo experimenta cambios continuos, recalcando la necesidad que tiene el

sacerdote de liderar en tiempos de cambio, haciendo referencia a la preocupación del papa Francisco de tener ministros capaces de enardecer el corazón, de caminar y entrar en diálogo con la gente. Al hablarnos del Plan Diocesano de Pastoral hubo aportaciones acerca de cómo vemos la situación que actualmente vivimos en referencia al plan y a la pastoral diocesana”. Con los laicos habló de los cambios acelerados que se han ido dando a lo largo del tiempo, haciendo referencia a la familia, sociedad, educación, medios de comunicación, etc., diciéndoles que por esta razón la Iglesia debe ponerse al día, para seguir anunciando el Evangelio en un mundo que cambia. Esto que ahora es claro para nosotros lo vislumbró en su tiempo el papa Juan XXIII, quien al iniciar el Concilio Vaticano II abre las puertas y las ventanas de la Iglesia para que el Espíritu Santo la renueve; además mencionó algunas de las enseñanzas y documentos de Paulo VI, Juan Pablo II y Benedicto XVI, quienes han dado un impulso a la Iglesia para abrirse al mundo, hasta llegar al documento de Aparecida que nos trae

una nueva enseñanza: “Convocar y formar Discípulos y Misioneros de Jesucristo, para que nuestros pueblos en él tengan vida”. Por otra parte, habló del trabajo que actualmente los agentes de pastoral realizan en las parroquias y comunidades de la diócesis, quienes asisten a sus grupos, pláticas o actividades con entusiasmo y buena voluntad, pero sin un plan o una meta fija en la que todos estén colaborando, además de encontrar que los trámites y atención pastoral difieren de una comunidad a otra; por esto el Sr. Obispo mencionó que en la diócesis se ha estado trabajando durante cinco años para tener un Plan Pastoral el cual debe tener una espiritualidad “la comunión y la misión”, una metodología “prospectiva” que nos permite mirar hacia delante y así fue explicando paso a paso cada uno de los modelos. Insistió en que se debe conocer el terreno que se pisa (modelo de situación), atreverse a soñar en el futuro ¿Qué queremos construir? (modelo ideal), tener en cuenta los obstáculos y potencialidades (modelo de diagnóstico) y dinamizar la realidad encauzándo-

la hacia el ideal (modelo operativo) indicando que actualmente se está realizando la programación por niveles para el año 2014. Al mismo tiempo señaló que el Plan necesita tiempo, fidelidad, paciencia, trabajo en conjunto, por eso el propósito de esta visita es que todos los agentes conozcan el Plan Diocesano de Pastoral y las etapas que lo forman, para que juntos como Iglesia Diocesana logremos realizar el lema que con mucho entusiasmo manifiesta el Sr. Obispo: “Queremos hacer que la Diócesis de Valle de Chalco tenga un rostro humano, y sea la más segura, la más digna y la más bella del mundo.”


6

Iglesia Universal / Iglesia México

Mensajero

Laicos deben estar allí donde "se decide el futuro", dice el Papa El papa Francisco recibió en audiencia a un grupo de Obispos de la Conferencia Episcopal de los Países Bajos en visita "ad limina". El Santo Padre explicó en el encuentro cómo acompañar a las personas que sufren el vacío espiritual y buscan el sentido de la vida. "Escuchándoles, -ha dicho- para compartir con ellos la esperanza, la alegría, la capacidad de seguir hacia adelante que Jesucristo nos ofrece". En la sociedad de los Países Bajos, "fuertemente caracterizada por la secularización", el Papa ha invitado a los prelados a "estar presentes también en el debate público, en todos los ámbitos en los que está en causa el ser humano, para hacer visible la misericordia de Dios y su ternura por cada criatura". "Como he afirmado a menudo, la Iglesia se expande no con el proselitismo, sino con la atracción. Está enviada a todos los lugares para despertar y mantener la esperanza. De ahí la importancia de alentar a vuestros fieles a aprovechar las ocasiones de diálogo estando

presentes en los lugares en que se decide el futuro; así podrán dar su aportación en los debates sobre las grandes cuestiones sociales relacionadas, por ejemplo, con la familia, el matrimonio, el fin de la vida", dijo. "En un país rico bajo tantos aspectos, la pobreza afecta a un número creciente de personas. Valoren la generosidad de los fieles para llevar la luz y la compasión de Cristo a los lugares donde la esperan y, en particular, a las personas más marginadas. Además, la escuela católica, dando a los jóvenes una sólida educación, seguirá favoreciendo su formación humana y espiritual en un espíritu de diálogo y fraternidad con aquellos que no comparten su fe". Después de reafirmar la importancia de "avanzar por el camino del ecumenismo" el Santo Padre ha recordado a los obispos que el futuro y la vitalidad de la Iglesia en los Países Bajos depende también de las vocaciones sacerdotales y religiosas, haciendo hincapié en que es "imprescindible" que estén cerca

de su presbiterio, escuchándolos y guiándolos si lo necesitan. "No olviden -ha añadido- de salir también al encuentro de los que no se acercan; algunos de ellos, desgraciadamente, no han cumplido su compromiso". "De forma particular -ha concluido-

quiero expresar mi compasión y asegurar mis oraciones a cada una de las personas víctimas de abusos sexuales y a sus familias; les pido que sigan ayudándolas en su doloroso camino de curación, emprendido con valor".

Excmo. Obispo Jorge Carlos Patrón Wong Nuevo Secretario para los Seminarios de la Congregación para el Clero

Por: CODIPACS ECATEPEC El pasado 21 de septiembre de 2013, el Santo Padre Francisco designó a S.E. Mons. Jorge Carlos Patrón Wong, como

Secretario para los Seminarios de la Congregación para el Clero, noticia que llenó al pueblo mexicano de alegría y satisfacción por ser un obispo de nuestro país el escogido para tan importante

misión. Monseñor nació en Mérida, Yucatán, el 3 de enero de 1958. El 12 de enero de 1988 recibió la ordenación sacerdotal, de 1988 a 1993 realizó estudios de espe-

cialización en Teología Espiritual y en Psicología en la Pontificia Universidad Gregoriana; el 12 de mayo de 2000, fue nombrado Padre Rector del Seminario Conciliar de Yucatán y durante el período 2002 - 2008 fungió también como Presidente de la Organización de Seminarios Mexicanos (OSMEX). En el 2003 fue elegido Presidente de la Organización de Seminarios Latinoamericanos (OSLAM) para el periodo 20032006, a cuyo cargo fue reelecto para el período 2007-2009, el 2 de mayo del 2012 S.S. Benedicto XVI lo nombra VII Obispo de la Diócesis de Papantla, el 14 de noviembre del 2012 es nombrado por Su Santidad Francisco como Presidente de la Comisión Episcopal para Vocaciones y Ministerios de la Conferencia del Episcopado Mexicano. S.E. Mons. Jorge Carlos Patrón Wong, nuevo Secretario para los Seminarios de la Congregación para el Clero del Vaticano, se encuentra ya en Roma, donde asumirá oficialmente su cargo el próximo domingo 8 de diciembre de 2013, día de la Inmaculada Concepción. Que el espíritu Santo ilumine y fortaleza al amparo de nuestra Santísima virgen María a nuestro Obispo en su nueva misión encomendada.


Mensajero

7

Evangelización y Misión Continental

Importancia de la formación del catequista (Parte 3) “Para cambiar una realidad, se requiere una nueva catequesis; para una nueva catequesis, se requiere un nuevo CATEQUISTA; Para un nuevo catequista, se requiere una formación integral” Por: Pastoral Profética Arquidiócesis de Tlalnepantla Es imprescindible velar por una adecuada formación de los catequistas en las diferentes instancias cuidando de su especialización según las situaciones, los interlocutores y los ambientes para que sean, a un tiempo, maestros, educadores y testigos. (cfr. DP 1002; DGC 237; DA 212) Por otro lado, sabemos que para ser discípulos de Jesús es necesario introducirnos en un proceso de formación. No se nace siendo discípulos, nacemos a la nueva vida de la gracia por el bautismo, más para llegar a ser discípulos necesitamos recorrer un camino que nos hará testigos de Jesucristo.

Por ello, la formación de los catequistas, como tarea fundamental de la Iglesia, debe abarcar como puntos de referencia las siguientes dimensiones: ser, saber y saber hacer; es decir, su desarrollo armónico e integral. (Cfr. DGC 238) Tomar en cuenta estas dimensiones educativas, nos llevará a diseñar los itinerarios de formación que necesitan hoy nuestros catequistas en el aspecto personal y comunitario, bíblico-teológico, técnico-operativo y situacional. Estas dimensiones se han tomado a partir de la invitación que nos hace el Directorio General para la Catequesis, en cuanto a la formación de los catequistas: ser, saber y saber hacer.

Tu Reino es vida, tu Reino es amor

Venga a nosotros tu Reino, Señor

Por: Comisión Diocesana de Comunicación, Diócesis de Texcoco Coatlinchán, Texcoco, Méx. 24 de noviembre 2013. El Seminario Nacional de Cristo Rey y Santa María de Guadalupe, para Vocaciones en la Edad Adulta, ubicado en Coatlinchán, Texco-

co, celebró su fiesta patronal y su tradicional kermés. En esta ocasión el obispo invitado a presidir la Solemne celebración, fue Mons. Juan Manuel Mancilla Sánchez, Obispo de Texcoco, quien compartió la Palabra y se dirigió a “los jóvenes que se preparan para servir al pueblo de Dios al

estilo de Cristo, en el nombre de Jesús (...) Los obispos, la Iglesia quiere sacerdotes al estilo de Cristo, con una gran personalidad espiritual, sobrenatural y muy humana. Personas muy ricas, muy creativas, desde dentro muy espontáneas, muy auténticas.” Y agregó, “jovencitos, atrévanse a ser como Cristo, originales... libres, para el amor, para el servicio, para la salvación... Vinculémonos con Cristo, hermanos, acerquémonos, pongamos la vida, entreguemos el corazón a Cristo. Tener en un seminario el titular de Cristo Rey es un consuelo y es una garantía. Jóvenes seminaristas, ustedes en un mundo con tantos retos y una problemática tan dolorosa, sean diferentes, sean atrevidos, sean valientes para amar, para salir en nombre de Cristo a salvar, a consolar, a vivificar a todos sus hermanos, con los pecadores, con los pequeños, con los que sufren, con los que necesitan, que

ahí sea el lugar glorioso donde ustedes hagan sentir el Reinado de Cristo”, concluyó.


8

Iglesia y Actualidad

Caridad con una “pequeña” diferencia:

Gratitud

Mensajero

Fe y compromiso político

“La política no debe separarse de la moral” Por: Rafael González Beltrán ssp.

Por: Pbro. Pablo Cabrera Montiel Hace tiempo una compañera de trabajo me envió por correo electrónico el relato de un jovencito ciego que solía pedir limosnas en los escalones de un edificio. Cada día se le podía ver ahí, con su sombrero para recibir las monedas, y un cartel que decía: "Soy ciego. Por favor, una limosnita". Así transcurrían sus días, hasta que ocurrió un hecho interesante. Resulta que un hombre se le acercó y, después de colocar unas monedas en el sombrero, agarró el letrero y escribió unas palabras en la parte de atrás. Luego lo colocó de modo que la gente leyera el nuevo mensaje. Al poco rato el sombrero comenzó a llenarse de monedas con rapidez inusual. Al final de la tarde el hombre que había escrito el nuevo mensaje regresó para ver qué tal iban las cosas. Entonces el joven ciego aprovechó para preguntarle. — ¿Qué hizo usted para que la gente me diera más dinero? — Sencillamente cambié el letrero que usas para pedir ayuda. — ¿Y qué escribió? — Escribí: «Este es un hermoso día,

pero yo no puedo verlo». ¡Qué interesante! Ambos letreros solicitaban ayuda. Pero había una "pequeña" diferencia: el segundo mensaje recordaba a la gente la gran bendición que significa poder ver. Y este hecho nos enseña una gran lección: Deberíamos ser un poquito más agradecidos a Dios por el sinnúmero de bendiciones que cada día nos da; bendiciones que disfrutamos como si tuviéramos todo el derecho del mundo a ellas. Al acercarnos al final de un año más, te pregunto: ¿Puedes ver la luz de un hermoso día? Si la respuesta es afirmativa, entonces agradece a Dios. ¿Puedes oír el canto de los pajarillos?, ¿hay comida en tu mesa?, ¿tienes familiares y amigos que te aprecian?, ¿puedes asistir al colegio, a la universidad?, ¿tienes un cuarto y una cama limpia dónde dormir? Mi amigo, mi amiga, Dios nos ha rodeado de innumerables bendiciones este año. Más de las que podemos contar. ¿Qué tal si ahora mismo inclinas tu rostro y elevas una oración de gratitud a tu Padre celestial? ¡Gracias, Padre amado, porque durante este año me has colmado de tantas bendiciones!

Si algo hemos aprendido los católicos en estos 2 mil años de historia es que “Dios no puede separarse del hombre ni la política de la moral”, pues cuando esto sucede las consecuencias suelen ser desastrosas. En décadas pasadas, los hijos de algunos políticos destacados en la vida pública asistían, más que ahora, a colegios católicos. Se suponía que los enviaban para favorecer su formación moral. Algunos colegios católicos cerraron sus puertas, al constatar que “la formación recibida en las instituciones católicas” significaba muy poco en las conciencias, en el pensamiento y en las actitudes de la clase política que dirigía este país. La pobreza no disminuía, la corrupción aumentaba, mientras que diversas familias se enriquecían a costa del dinero público. Hoy nuevas instituciones privadas de educación compiten por el mercado educativo y, utilizan cuanta estrategia recomienda la mercadotecnia y la publicidad para atrapar estudiantes. Su meta es capturar mayor número de alum-

nos y mantenerlos en la universidad el mayor tiempo posible. Las pruebas de calidad educativa no otorgan a las instituciones privadas de educación un nivel superior de desempeño. Mientras que la educación pública es escenario de luchas e intereses que convierten a la educación en rehén de grupos de poder nacionales y estatales. Una mentalidad espiritualista dominante promovió que los católicos no participaran en la vida política del país. Existe un complejo vergonzante en algunos católicos. Los más preparados, intelectual y moralmente, prefieren dedicarse al mundo empresarial. Y aquellos católicos que participan en la política, en muchos casos, representan posiciones conservadoras y cerradas. La vida política de nuestra nación necesita católicos con una sólida formación profesional y con hondas raíces cristianas. Católicos convencidos de su fe en Cristo Jesús, católicos íntegros. Es la hora de que surja una nueva generación de mexicanos que acabe con la orgía de los disolutos, de los corruptos, de los falsos creyentes.

Campaña Mundial contra el Hambre, 10 de diciembre 2013, con un mensaje grabado del Papa Francisco y una “ola mundial de oraciones” a las 12 hrs. ¡Únete! Te invitamos a visitar el si o web h p://food.caritas.org/?lang=es


Mensajero

Celebremos la Fe

“Al ver las multitudes subió al monte, Se sentó y se le acercaron sus discípulos. Él tomó la palabra y se puso a enseñarles así”. Mt. 5,1 Por: Pbro. Lic. Edgar Cruz Arauz Diócesis de Nezahualcóyotl Uno de los grandes anhelos de todo hombre y mujer es encontrarse con Dios. Es muy interesante observar que en las culturas orientales, y concretamente en la cultura hebrea, el monte es el lugar simbólico de la presencia de Dios, es donde Él entra en relación con la historia humana. Simbólicamente subiendo al monte, nos acercamos al lugar donde Dios habita, es decir, al cielo donde tiene su morada. Es obvio que es una metáfora, porque Dios está en todas partes. Dios se pone en contacto con la historia humana a través del Emmanuel, “el Dios con nosotros” y Jesús escoge el monte para que las multitudes y sus discípulos sean testigos de la manifestación de Dios, de lo que Él va a comunicar y actuar a favor de los seres humanos. “Él tomó la palabra y se puso a enseñarles así”. Les enseña a los discípulos

pero la multitud escucha su enseñanza. “Enseñar” no es informar: hay una diferencia. Informar es dar a conocer algo que uno no conocía, y enseñar es hacer conocer algo que uno no conocía pero que, además, tiene que ser aplicado en la vida del discípulo. De manera que ser discípulo significa aprender del Maestro para traducirlo en su propia conducta: porque aquí lo que se enseña es una manera de vivir. No son teorías, sino una manera de vivir. Nosotros como Iglesia Católica que peregrina en la Diócesis de Nezahualcóyotl, tenemos la oportunidad de subir junto a Jesús nuestro Maestro al monte, dejarnos enseñar por Él, y convertirnos en Discípulos Misioneros del Divino Maestro. Aprendemos de su Palabra y nos esforzamos por vivir al estilo del Señor Dueño de la historia. Si gusta adquirir este material de reflexión para Adviento y Navidad llame a los teléfonos: 5797-8301 y 5734-2013. O lo puede ver en Facebook: Seminario San José.

Apariciones de la Virgen de Guadalupe a san Juan Diego Ma. Alejandra Muñoz Galicia, comunicadora parroquial. Primera Aparición: sábado 9 de diciembre en la madrugada. San Juan Diego oye cantos de pájaros. Le llaman por su nombre; sube a la cumbre del Cerro del Tepeyac y ve a la Niña que le ordena ir ante el obispo para pedirle un templo en el llano. “Juanito, Juan Dieguito, ¡hijito mío! El más pequeño: yo soy la siempre Virgen Santa María, Madre del verdadero Dios por quien se vive, del Creador y Conservador de todo, y Señor del cielo y de la tierra, y es mi deseo que aquí en este llano se me construya un templo… donde como Madre piadosa mostraré todo mi amor y misericordia a ti y a los tuyos y remediar todas sus tristezas y lamentos, para curar todas sus miserias, penas y dolores”. Segunda Aparición: sábado 9 de diciembre aproximadamente a las 5 de la tarde Juan Diego vuelve a la cumbre y da cuenta de la incredulidad del Obispo y pide que escoja otro mensajero. Pero la Virgen le confirma en su misión y le ordena insistir al día siguiente. “Hijito mío, el más pequeño: es indispensable que sea totalmente por tu intervención que se lleve a cabo mi deseo. Muchísimo te ruego y con rigor te mando, que mañana vayas otra vez a ver al Obispo, y hazle oír muy clara mi voluntad, para

La gran fiesta de la Virgen de Guadalupe

Por: CODIPACS Ecatepec. El mes de diciembre, enmarca muchas festividades en nuestro país, como las posadas y la Navidad; pero un gran acontecimiento en cada rincón de nuestra nación, es la Solemnidad de la Virgen de Guadalupe, ya que es el hecho más trascendental de nuestra historia. Los mexicanos recordamos que del 9 al 12 de diciembre de 1531 se apareció la Virgen María a San Juan Diego en el cerro de Tepeyac, al norte de la ciudad de México; allí le manifestó sus deseos de que fuese erigido un templo en ese lugar. El 12 de diciembre la Virgen sanó milagrosamente al indígena Juan Bernardino, tío de San Juan Diego, en Tulpetlac, Ecatepec, cuando enviaba a Juan Diego a llevar unas flores al Obispo de México que, al dejarlas caer de su tilma, milagrosamente apareció grabada la Bernardino. Cuarta aparición: martes 12 de diciembre muy de madrugada

que haga mi templo que le pido”. Tercera Aparición: domingo 10 de diciembre como a las 3 de la tarde Nuevamente en la cumbre, Juan Diego refiere su segunda entrevista con el Obispo. Aún no le cree y le ordena pedir a la Señora alguna señal. La Virgen ordena a Juan Diego que vuelva al cerro al día siguiente para recibir la señal que le dará. “así está bien, hijito mío, el más amado. Mañana de nuevo vendrás aquí para que lleves al gran sacerdote la prueba, la señal que te pide. Con eso enseguida te creerá, y ya para nada desconfiará de ti”. Juan Diego, no vuelve por la enfermedad de su tío Juan

9

Ante la gravedad de su tío, Juan Diego sale a México para buscar un sacerdote. Rodeó el cerro para que la Virgen no lo encontrara. Pero ella sale a su encuentro; lo tranquiliza de la enfermedad de su tío: no se turbe tu corazón ¿no estoy yo aquí que soy tu madre?, ¿no estás bajo mi sombra?, ¿no soy yo tu salud? No te aflija la enfermedad de tu tío, “te doy la plena seguridad de que tu tío ya sanó”: Lo envía a la cumbre por las rosas que serán la señal, a su regreso, la Virgen le dice: “Hijito queridísimo: estas diferentes flores son la prueba, la señal que le llevarás al Obispo. De parte mía le dirás que por favor vea en ellas mi deseo, y con eso, haga mi voluntad”. Quinta Aparición: martes 12 de diciembre muy de madrugada Al mismo tiempo que se aparece a

imagen de la Señora del cielo. En estos días hay millones de personas, no solo en México, sino en muchas partes del mundo, que a través de peregrinaciones, rosarios, novenas y sobre todo en la Sagrada Eucaristía, celebramos a la Virgen de Guadalupe. Conviene en este año, recordar que la Virgen de Guadalupe nos lleva a Cristo, como lo expresaron los obispos en el Documento de Aparecida: “María, Madre de Jesucristo y de sus discípulos, ha estado muy cerca de nosotros, nos ha acogido, ha cuidado nuestras personas y trabajos, cobijándonos, como a Juan Diego y a nuestros pueblos, en el pliegue de su manto, bajo su maternal protección. Le hemos pedido, como madre, perfecta discípula y pedagoga de la evangelización, que nos enseñe a ser hijos en su Hijo y a hacer lo que Él nos diga (Cf. Jn 2, 5)”.

Juan Diego, se aparece a Juan Bernardino, tío del vidente, en su casa le cura de sus enfermedades y le manifiesta su nombre y pide que de ahora en adelante, “a su preciosa imagen, precisamente se le llame, se le conozca como la “siempre Virgen Santa María de Guadalupe”. “Guadalupe” que significa “la vencedora de la serpiente” La estampación en la tilma: martes 12 de diciembre al mediodía En la casa del Obispo Fray Juan de Zumárraga, Juan Diego muestra las rosas que llevaba en su Ayate, señal dada por la Virgen. “Desplegó su tilma, donde llevaba las flores. Y así, al tiempo que se esparcieron las diferentes flores preciosas, en ese mismo instante… apareció de improviso en el humilde ayate la venerada imagen de la siempre Virgen María, Madre de Dios, tal como ahora tenemos la dicha de venerarla en lo que es su hogar predilecto, su templo del Tepeyac”, la Basílica de Guadalupe.


10

Caminar Diocesano

Mensajero

Instituto Diocesano de Formación para Agentes Pastorales de la Salud

Resignificar las pérdidas y aprender a decidir Por: Pbro. Lic. Roberto Delgado Suárez. Diócesis de Nezahualcóyotl El 2 de diciembre se llevó a cabo la Misa de Clausura de la 3ª generación del Diplomado en Salud Humanista, en la sede del Instituto Diocesano de Formación para Agentes Pastorales de la Salud, ubicada en la Capilla Jesús, Señor de la Divina Misericordia. Este Diplomado comprende tres módulos: Tanatología, Bioética y Logoterapia. Cada módulo tiene una duración de 50 horas, además, 40 horas de servicio social y terapia individual que reciben los alumnos. Este Instituto tiene vinculación con la Universidad Pontificia y otorga el diploma con valor curricular. Los diplomados en esta 3ª generación fueron 23 alumnos: 14 con diploma de la Universidad Pontificia de México y 9 con diploma Diocesano. Estos alumnos pertenecen a las Diócesis de Texcoco y

Nezahualcóyotl. El Pbro. Lic. Roberto Delgado Suárez, director del Instituto, agradeció a monseñor Héctor Luis Morales Sánchez, obispo de Nezahualcóyotl, por su apoyo e interés en proporcionar a los fieles, una capacitación, que les permita resignificar sus pérdidas, tomar decisiones ante las situaciones difíciles de la vida, así como la promoción de su ser espiritual. Pero este trabajo no queda solo en este curso; desde ese momento se hace una cordial invitación para los próximos diplomados en: tanatología, logoterapia y bioética con una duración de 120 horas cada uno, y que se abrirán en enero 2014. Las fechas de inscripción serán los domingos 5 y 12 de enero de 10:00 a 13:00 horas en la Capilla Jesús, Señor de la Divina Misericordia, Avenida Bordo de Xochiaca, esquina Avenida Adolfo López Mateos, Colonia las

Flores. Para mayores informes dirigirse al teléfono (044) 553889-8082 con Guillermina Hernández, coordinadora.

“Saber más para servir mejor” Visita el portal diocesano www.diocesisdeneza.mx

“Si logramos esta actitud pastoral del buen pastor, vamos a lograr la transmisión de la fe, no obstante los desafíos que tenemos”

Ordenación presbiteral en la Arquidiócesis de Tlalnepantla Por: Pastoral de la Comunicación Arquidiócesis de Tlalnepantla En el marco del término del año litúrgico, el pasado 29 de noviembre fue ordenado presbítero el diácono Juan Manuel Venegas Medina en la Catedral de Corpus Christi Tlalnepantla por manos de S. E. R. Don Carlos Aguiar Retes. La celebración presidida por Mons. Aguiar, acompañado de sus obispos auxiliares Don Francisco Ramírez y Don Efraín Mendoza, comenzó en punto de las 11:00 hrs., a la cual acudieron familiares y amigos del hasta entonces diácono Juan Manuel Vengas y juntos agradecieron a Dios por este gran don que le era conferido. Durante la homilía Don Carlos explicó: “Hoy, vamos a conferirle a este hermano nuestro la potestad del ministerio sacerdotal y es muy importante

recordar que esta potestad es en servicio de los demás -y dirigiéndose a él continuó-. Te toca Juan Manuel, la alegría de ser ordenado presbítero en estos días, en que acabamos de recibir la exhortación apostólica del papa Francisco: “Evangelii Gaudium”, en ella el Papa nos advierte a toda la Iglesia cómo debemos de asumir nuestro ministerio, tanto el del sacramento del orden, como el sacerdocio bautismal de todos los fieles. Por eso, es una gracia para ti, porque estás comenzando tu ministerio con una orientación muy clara de lo que se tiene que hacer”. Y para concluir la homilía dijo: “Vamos a pedirle al Señor que te llene de gracia, que te de esa actitud fundamental de ser ministro para los demás; y nosotros aquí presentes los sacerdotes que te acompañamos, los obispos, recordarlo también para nosotros. Si logramos esta actitud pastoral del buen

pastor, vamos a lograr la transmisión de la fe no obstante los desafíos que tenemos”. La celebración prosiguió con el rito de la ordenación presbiteral en el que el obispo impone las manos al ordenado siguiendo la tradición de los apóstoles, algunos presbíteros ayudan a revestirlo con los ornamentos propios del presbítero que son la estola y la casulla para que sea ungido en sus manos con el crisma porque con ellas consagrará el pan y el vino que en la misa se transforma en el cuerpo y sangre del Señor. Al final de la celebración Don Carlos Aguiar Retes agradeció a los presentes por acompañar en ese día tan especial al nuevo presbítero y pidió que siguieran orando por los sacerdotes para que desempeñen un verdadero ministerio de servicio en la Iglesia.


Mensajero

@joven

11

Encuentro de jóvenes en Cuautitlán Por: Pbro. Raúl César Casas Maza y equipo diocesano de pastoral juvenil Diócesis de Cuautitlán “Solo en la convivencia, crecemos en la fe”, dijo nuestro Sr. Obispo Don Guillermo Ortiz Mondragón en el encuentro con jóvenes realizado en la Catedral de San Buenaventura, Cuautitlán, el pasado mes de noviembre. En medio de los preparativos para próximo cierre del Año de la Fe, nuestro Obispo se tomó un tiempo para dedicárselo a los jóvenes, conviviendo con ellos, y escuchando a viva voz las inquietudes, realidades y experiencias de los jóvenes de nuestra Diócesis, quienes se retiraron del encuentro no solo alentados y llenos de expectativas, sino también reanimados y entusiastas para salir a compartir lo que ellos mismos encontraron. El encuentro comenzó con una plática ofrecida por el Sr. Obispo sobre el significado del amor y las connotaciones que los jóvenes le damos en la actualidad. Explicó cómo es que estos significados, a veces deformados, van dañando nuestra persona y permeando nuestras familias y a la sociedad entera. Posteriormente, se siguió con la Lectio Divina, tomando como base el capítulo nueve del Evangelio de Juan. Fue este capítulo el que nos permitió profundizar por medio de la palabra, las

obligaciones, inquietudes, bendiciones y, sobre todo, las enseñanzas que nuestro maestro Jesucristo nos comparte. En medio de esta Lectio Divina acontecieron dos momentos relevantes del encuentro: el primero, la exposición del Santísimo Sacramento, momento en el que los jóvenes no solo le adoraron, sino

también compartieron como con un amigo los anhelos de su corazón; y el segundo, cuando nuestro Obispo le entregó a cada joven, como muestra de cercanía y de amistad, un libro que contiene los cuatro evangelios, mismo, que sirvió como apoyo para el culmen de la Lectio.

Para cerrar el encuentro, después de una amena comida, que amablemente fue proporcionada por los grupos de la misma catedral y un momento de animación, se dio paso a la reunión por vicaría, para concretar las acciones y compromisos que se asumirían después de vivir el encuentro.

Jóvenes Católicos, ¿a quién esperan?

Por: Pbro. Marcelino Monroy Tolentino. CODIPACS ECATEPEC Es una realidad que los jóvenes católicos viven en dos esferas totalmente

diferentes: el mundo y la Iglesia. Estas dos esferas no solo son diferentes una de otra, sino que día a día se contraponen radicalmente y crean un conflicto al interior del joven cuando desea com-

prometidamente vivir su fe, frente a sus realidades. Mirando un poco el patrón de conducta en décadas pasadas no tan lejanas, la juventud católica guardaba una serie de valores, prioridades, formas de ver la vida que constituían unas buenas costumbres, que tenían como base la fe; incluso jóvenes no creyentes participaban de estos valores, ya que estos eran parte constitutiva de la sociedad. Esta realidad se ha ido deteriorando, particularmente los últimos años, de forma acelerada y dramática. Parece que estamos vislumbrando el ocaso de una juventud sostenida en los valores cristianos. Nietzsche, en el siglo XIX anunció la muerte de Dios, Sartre en el siglo XX

afirmó que tras haber matado a Dios, ahora era tiempo de matar los valores de Dios. Muchos de los valores propios de la cultura cristiana son abiertamente cuestionados y en diversos escenarios rechazados de forma contundente. Esta nueva generación va caminando en dos realidades, dos reinos diferentes; en una línea los valores del reino de Dios, los cuales son transmitidos por la familia y la Iglesia, y por otra línea, los valores de la sociedad de la que son natos, valores transmitidos por sus amigos, en muchos casos el sistema educativo y los omnipresentes medios de comunicación. En este Adviento, ¿jóvenes católicos a quién esperan?, ¿hacia dónde apunta su mirada?, ¿dónde está su corazón? En este Adviento, ¿realmente esperan a Jesús o se dan tiempo para los dos reinos, uno antes y luego el otro, como algunas citas de enamorados? Su mirada, ¿le cierra el ojo a uno y discretamente le cierran el otro al otro reino? Su corazón, ¿palpita por los dos? Recuerden que en sus manos radica una buena construcción del presente hacia un futuro esperanzador de la sociedad y de la Iglesia.


12

Dios te llama

Mensajero

El llamado de Dios, “Ven y sígueme”

Por: Patricia Peña Veloz

almas a ejemplo de Nuestro Señor Jesucristo, Maestro, Sacerdote y Pastor”.

El joven que siente el llamado de Dios es recibido en el Seminario, el cual ofrece un caminar y un itinerario que comienza en la disposición de discernir el camino que el Señor le propone para consagrarse a Cristo Sumo y Eterno Sacerdote.

Por otra parte, la Exhortación Pastores Dabo Vobis con respecto al Seminario menciona que antes que ser un lugar o un espacio material, debe ser un ambiente espiritual, un itinerario de vida, una atmósfera que favorezca y asegure un proceso formativo, de manera que el que ha sido llamado por Dios al sacerdocio pueda llegar a ser, con el sacramento del Orden, una imagen viva de Jesucristo, Cabeza y Pastor de la Iglesia (42)

El Seminario es un lugar donde se cuida y se cultiva la semilla de la vocación sacerdotal o religiosa que Dios ha sembrado en los jóvenes que han escuchado su llamado. La Iglesia ha cuidado con particular diligencia la instrucción y educación de los jóvenes candidatos al sacerdocio. El Concilio Vaticano II en el Decreto Opta-

El papa Benedicto XVI habla del Seminario como un “tiempo significativo en la vida de un discípulo de Jesús. Tiempo destinado a la formación y al discernimiento. . . tiempo de búsqueda

de la Juventud en Colonia 72- 75) El seminario además de dar una formación integral, que abarca el área intelectual, espiritual, humana y pastoral, es una escuela de discipulado y comunión, por eso la convivencia, espiritualidad y amistad deben ser las características principales de un buen seminarista. La pregunta que puede surgir ahora es: ¿Quién puede ser seminarista?

tam Totius número 4 dice: “Los Seminarios Mayores son necesarios para la formación sacerdotal. Toda la educación de los alumnos en ellos debe tender a que se formen verdaderos pastores de

constante de una relación personal con Jesús… tiempo también, de maduración en la conciencia del joven, tiempo de preparación para la misión”. (Discurso a los seminaristas XX Jornada Mundial

Y como respuesta diríamos que desde que nacemos somos llamados por Dios, tenemos una vocación que es común a todos, la vocación a la santidad. Sin embargo, Dios llama a algunos a una vocación más específica como Don de gracia divina y les da la libertad para poder elegir. “Venid conmigo y os haré pescadores de hombres y ellos al instante dejaron las redes y lo siguieron” (Mt 4,19-20) Así como Jesús llamó a sus discípulos ahora él sigue llamando a muchos jóvenes porque necesita mensajeros de su

El Pbro. Leovigildo, un ejemplo del llamado a la Vocación embargo, debido a que la población fue aumentando, la Iglesia tuvo la necesidad de ir erigiendo nuevas Diócesis por esto formó parte del presbiterio de las Diócesis de Texcoco, Nezahualcóyotl y Valle de Chalco. De sus años en el seminario no tenemos registro, pero lo cierto es que supo responder al llamado que Dios le hizo siendo muy joven.

El Padre Leovigildo Vázquez Solano, nació el 20 de agosto de 1930 en Tultepec, estado de México; realizó sus estudios de filosofía en el seminario de Huajupan de León Oaxaca y la Teología la hizo en el Seminario de México. Recibió la ordenación sacerdotal el 20 de junio de 1955 quedando incardinado a la Arquidiócesis de México, sin

Su trabajo pastoral lo realizó únicamente en tres Parroquias: San Pedro y San Pablo, Ecatzingo; Santiago Apóstol, Ayapango y San Miguel Arcángel, Atlautla. En estos lugares, los fieles de las comunidades llegaron a quererlo mucho y a considerarlo una persona digna, fiel y entregada a su ministerio. Algunos de los sacerdotes que tuvieron la oportunidad de convivir con él manifiestan que era un hombre que respetaba a su obispo, fiel colaborador, convivía con los sacerdotes, deportista, alegre y entusiasta.

La última etapa de su vida la vivió en la Parroquia de San Miguel Arcángel, Atlautla, donde la comunidad lo consideró parte de su familia. Estando ahí el Señor le pidió compartir su cruz a través de la enfermedad, dándonos ejemplo de fe, fortaleza y alegría, ya que a pesar de su enfermedad nunca perdió el buen humor y su deseo de permanecer en la comunidad. Esto nos habla de la entrega generosa de su vida. Dios lo llamó a su presencia el 21 de noviembre de 2013. Descanse en Paz. Testimonio de Jesús Castañeda Valencia, seminarista de Valle de Chalco Después de haber terminado mis estudios teológicos me enviaron a realizar mi pastoral con el Pbro. Adrián Reyes Castañeda, párroco de San Miguel Arcángel, Atlautla. Ahí tuve la oportunidad de tratar al padre Leovigildo Vázquez Solano; esta convivencia ha sido una experiencia de encuentro con Cristo, de enriquecimiento tanto

Reino que lleven cada día su Palabra a un mundo que requiere, aunque no se dé cuenta, de Dios. Por tanto, la vocación es un llamado permanente de Dios a descubrir su amor. Quien escucha la llamada del Señor, no simpre responde, y cuando lo hace, la respuesta a la vocación no suele ser automática, se pueden distinguir cuatro momentos: la emoción privilegiada, la imitación de un modelo, la búsqueda y la decisión. Y aunque en los seminarios se capacita a los jóvenes para que den una respuesta madura y generosa al llamado de Cristo, esta llamada no termina cuando el joven ingresa al seminario o cuando llega al sacerdocio, está llamada requiere una respuesta constante. Lo más maravilloso de todo es que se descubre la llamada de Dios en la medida en que se responde a ella y es en la respuesta donde se percibe claramente que Dios llama. espiritual como intelectual. En las últimas semanas vi al Padre muy enfermo y en cama, no puede dejar de ver a Cristo en este sacerdote, pues a pesar de su enfermedad y el dolor que sentía siguió dándonos ejemplo de servicio y de entrega generosa a la Iglesia y a Dios; como olvidar tantas ocasiones en que manifestaba su preocupación por no poder confesar y guiar a los fieles espiritualmente. Es un poco curiosa la convivencia con un enfermo, aún más cuando el enfermo es un sacerdote, porque la experiencia que hemos tenido de él y de su enfermedad ha estado acompañada de dolor, pero también de esperanza pues él mismo no dejaba de abandonarse en las manos de Dios. Es realmente increíble ver como su enfermedad no ha sido causa de enojo o desesperación pues seguía manifestando signos de alegría y caridad. La muerte de un maestro y amigo, va acompañada de dolor, pero también de esperanza de saber que Cristo es la resurrección y la vida plena. ¡Gracias Padre Leovi!


Mensajero

13

Iglesia y Cultura

Lo más importante es recobrar la esperanza Por: Francisco Esqueda Diócesis de Nezahualcóyotl Como parte del acompañamiento que reciben los niños del Centro de Rehabilitación Integral Teletón Nezahualcóyotl, monseñor Héctor Luis Morales Sánchez celebró la Misa de acción de gracias con la cual dio inicio la vigilia de oración que se lleva a cabo en las vísperas del evento anual en el que recaudan fondos para seguir funcionando. En su homilía Mons. Héctor Luis les mencionó a quienes colaboran en esta institución “la importancia de su servicio, porque ayudan a cambiar la vida de quien recibe esta ayuda, deben mirar sus rostros cuando llegan y ver sus ros-

tros cuando salen, porque en ellos se refleja el esfuerzo que ustedes realizan, cuando salen muestran alivio y esperanza, cosas que no se pagan con dinero ni con bienes materiales, de las cuales ustedes son partícipes”. El Obispo hizo especial énfasis en que esta obra es muestra de la acción divina, porque si estas cosas fueran de los hombres no seguirían funcionando, pero al estar inspirados por Dios estas iniciativas siguen de pie y brindando estas atenciones a quien lo necesita y no solo por el hecho de dar un servicio sino por devolver la esperanza a todas esas personas que la han perdido, después de ir por tantos lugares donde siempre les negaron las posibilidades de una posible recuperación de estos problemas.”

Para finalizar, monseñor Héctor Luis les dijo que “nunca pierdan el objetivo de regresar la esperanza a quienes la han perdido, porque esto da fuerzas para seguir con lo que tiene que hacer”. Después de celebrar la Eucaristía el

Obispo dio un recorrido por las instalaciones con el Santísimo Sacramento, con ello dio inicio la vigilia de oración. Visita el portal diocesano www.diocesisdeneza.mx

“La Red” no es un instrumento, sino toda una cultura

En la Asamblea de los obispos, en el mes de noviembre, el cardenal Rino Fisichella, presidente de la Comisión Pontificia para la Nueva Evangelización, dirigió este discurso a los obispos mexicanos: “Me parece que uno de los puntos sobre los cuales debemos reflexionar es la urgencia de repensar nuestra pastoral en clave misionera. ¿Cómo involucrar de nuevo nuestros cristianos, antes que nada en el deseo de volver a Cristo para luego llevarlo a los demás? ¿Qué lenguaje nos sirve para rehacer la comunicación con el hombre de hoy? En este contexto, pienso en algunas expresiones que se han vuelto extrañas a la cultura y que para nosotros, en cambio, siguen siendo fundamentales: renuncia, virtud, vida interior, contem-

plación, adoración, cruz, resurrección, imitación de Cristo, silencio, guía espiritual, vida eterna… Basta hablar con un joven para comprender que nos hemos vuelto marcianos. El joven no solo no entiende nuestro lenguaje debido a la falta de conceptos correspondientes, sino que ni siquiera logra encontrar el medio adecuado de comunicación. Pienso, concretamente, en la cultura digital, sobre la cual no se reflexiona lo suficiente, y en las posibilidades y desafíos que produce en la comprensión de la antropología y, por tanto, de la evangelización. Vivimos todavía con la idea que la “red” es un instrumento, mientras que, a mi juicio, se ha convertido más bien en toda una cultura. Los objetos se vuelven

cada vez más pequeños y ligeros que entonces nunca se les abandona: ¿Quién apaga un Iphone? Alguno tal vez ni siquiera sabe cómo se apaga, por mucho lo colocará en modo silencioso. Este sencillo ejemplo para decir que nuestra vida ha cambiado ya y cambiará mucho más en los próximos años. Esta es la cultura con la cual debemos confrontarnos. No es suficiente usar estos instrumentos, sino verificar de qué manera es posible evangelizar la cultura de la red. Su lenguaje ha modificado ya la estructura misma del lenguaje: es más breve, inmediato. De esto se sigue que los comportamientos también cambian: horas delante al pc, posibilidad de ser ubicado. Surgen incluso nuevas patologías que los psiquiatras y psicólogos están analizando y tratando desde hace un buen tiempo… en fin, no solo son los instrumentos que cambian, sino es la vida misma del hombre la que, por consiguiente, se modifica. Como lo fue el ferrocarril o el avión en el pasado, así también la “red” nos hace comprender hoy la presencia de otro hombre del pasado. Surge la inevitable pregunta: ¿Cómo evangelizar la generación digital y cómo transmitirles la fe? Sabemos que estamos llamados a acompañar el hombre allí donde vive. Pues bien, ¿cuál es el significado de la fe para este hombre digital? El cristianismo es desde siempre la comunicación de un evento y de una experiencia; ¿cuál inteligencia de la fe ofrecemos a quien vive en la “red”? Cada vez más rápido vemos entrar los hombres de hoy en el supermercado de las religiones. Por consi-

guiente está cambiando la percepción de la inquietud religiosa. Quiero decir que hasta ayer el hombre estaba casi atraído por el misterio y la religión. Tenía delante a sí la “brújula” para orientarse, tanto que lo habíamos definido “oyente de la palabra”, como un ser que tenía siempre y no obstante todo, necesidad de trascendencia. Evangelizar, en este caso, equivale a hacer comprender al hombre de hoy que Jesucristo es la clave para decodificar la vida. El Evangelio debe despertarlo de la indiferencia, volver a hacerlo sí mismo, libre de obrar y de discernir. La fe no es una mercancía que se pueda conseguir en Internet, sino una provocación al reencuentro consigo mismo. En fin, en un momento en el que no hay mucho tiempo para hacerse la pregunta en toda su plenitud, porque el internet ya anticipa lo que estás escribiendo y te sugiere incluso la pregunta que te puedes hacer, ¿cómo llegar a ser portadores de un mensaje como el del Evangelio? Esta simple ejemplificación ayuda a mostrar que nuestro mundo no es más lo que nosotros pensamos, es otra cosa. Lamentablemente, debemos constatar la irrelevancia de nuestra presencia en la vida social, en el mundo de las comunicaciones, de la educación, de la política. Parece que todo se organiza prescindiendo de nosotros. No es cierto que sea resguardándonos en nuestras instituciones como podremos evangelizar. Más bien, ellas deben ser el lugar privilegiado para repensar nuestras presencia en el mundo y para infundir de nuevo valor y espíritu misionero”.


Vive la Navidad

Te invitamos a leer la historia y significado de nuestras tradiciones navideñas. Instrucciones: Relaciona las imágenes con el territorio de las Diócesis de nuestra Provincia Eclesiástica de Tlalnepantla de acuerdo al color del marco. POSADAS Las posadas se introdujeron por el año de 1554 por los monjes agustinos. Fray Diego de Soria solicitó un permiso al papa Sixto V para realizar las misas llamadas “de aguinaldo” o “posadas”, que son celebraciones que se realizan del 16 al 24 de diciembre con rezos, cantos, piñatas y ponche. PIÑATA El juego de “Piñata” entre los aztecas representaba la lucha eterna entre el bien, representado por el niño con los ojos vendados, y el mal, representado por la piñata, que siempre acaba por ser destruido pero que reaparece tan tentador como siempre al año siguiente. La piñata tradicional lleva siete picos que representan los siete pecados capitales, los ojos vendados representan la fe, virtud que nos permite creer sin tener que ver. El palo con el que se le pega a la piñata representa la fuerza de la virtud que rompe con los falsos y engañosos deleites del mundo.

Tlalnepantla Cuau tlán Ecatepec Teo huacán Texcoco Nezahualcóyotl Valle de Chalco

NACIMIENTO La primera presentación del “Pesebre” data del año 345; la costumbre popular se atribuye a san Francisco de Asís y, en México, fue implantada por los frailes que acompañaron a los conquistadores. En Texcoco, Fray Pedro de Gante adiestró a los indígenas en la elaboración de figuras de los nacimientos. FLOR DE NOCHEBUENA Llamada por los aztecas Cuetlaxochitl; también conocida como la “flor de la pureza”. Durante la época colonial, la planta se asoció con “el nacimiento” debido a que se pone más vistosa durante los días cortos del mes de diciembre. VILLANCICOS Los primeros villancicos que se conocen fueron compuestos por los evangelizadores en el siglo V, con la finalidad de llevar la Buena Nueva a los aldeanos y campesinos que no sabían leer. Sus letras hablaban en lenguaje popular sobre el Misterio de la Encarnación y estaban inspirados en la liturgia de la Navidad. PASTORELAS En México, los mayas y los aztecas, hacían representaciones dramáticas. Los misioneros aprovecharon las inquietudes teatrales y religiosas del pueblo para evangelizarlos, suplantando poco a poco sus ritos paganos por las pastorelas. Son una representación escénica, de marco festivo y alegre, que refiere acontecimientos previos a la venida de Jesús y termina con la adoración de los pastores a Jesús.

AGUINALDOS El “Aguinaldo” obedece a la creencia de que los mejores augurios para el año que empezaba se atraían creando un flujo de generosos regalos. Los primeros consistieron en dátiles secos y otros dulces, cuya función era empezar el año de la forma más dulce posible.


Mensajero

La Sal y Luz del mundo

15

Los Laicos, protagonistas de la Iglesia Por: Osmara del Rosario Cruz Rivera

La participación de los laicos en la vida parroquial Tengo la alegría de participar como agente de pastoral en la parroquia donde pertenezco; ahí he ido descubriendo la importancia de participar activamente en los consejos de pastoral y asuntos económicos, ya que nuestra opinión sirve para que los pastores tengan variados puntos de referencia al tomar las decisiones en nuestro caminar como comunidad. El pasado sábado nos reunimos los encargados de zonas, sectores y ministerios para programar las actividades del año 2014, actividad que llevamos a cabo con gran entusiasmo siendo conscientes de lo necesaria que es nuestra participación. Nos damos cuenta de que no es solo el párroco, responsable de nuestra Iglesia, sino nosotros como laicos, tenemos el deber de colaborar en la misión evangelizadora. Desde nuestro bautismo

somos miembros de “Cristo Profeta, Sacerdote y Rey” por ello participamos en la Pastoral Profética, Pastoral Litúrgica y Pastoral Social. Muchas cosas son las que hacemos: misionar casa por casa llevando la buena nueva de Cristo, apoyar en los retiros de evangelización, dar catecismo tanto a niños como adultos, participar en la celebración Eucarística como lector, ministro extraordinario de la comunión, coro, servidores del altar; también compartiendo con los más necesitados llevando despensa, medicamentos, juguetes en Día de Reyes, etc. El papa Francisco, nuestro obispo y sacerdotes nos exhortan a participar con alegría, desprendimiento y entusiasmo. Si aún no eres parte de este caminar, no te quedes fuera “haz la prueba y veraz que bueno es el Señor”. (Salmo 34, 9)

La Arquidiócesis Primada de México y Cáritas en el Distrito Federal hicieron un llamado a los jóvenes del país a sumarse a la inicia va "Encuentro con México". Se trata de un esfuerzo para llegar a más de mil comunidades que han sido afectadas por los huracanes Ingrid y Manuel, y restablecer las viviendas devastadas.

Se busca que 35 mil jóvenes respondan al llamado http://encuentroconmexico.wix.com/proyecto Contacto encuentroconmexico@gmail.com

Teléfonos 5208-3200 Ext. 2018

Los laicos no son simplemente los obreros que trabajan en la viña, sino que forman parte de la viña misma: “Yo soy la vid, ustedes los sarmientos El que permanece en mí, y yo en él, da mucho fruto, porque separados de mí, nada pueden hacer.” (Christi Fideles Laici, 8) La palabra “Laico” es un derivado del término latino “laos” que significa “pueblo”; el pueblo que participa activamente en la vida de la Iglesia, sin ser sacerdotes, obispos o religiosos. Los laicos son todas aquellas personas que han sido bautizadas. Con el Bautismo los fieles empiezan a participar de la misión de Pueblo de Dios y son llamados a la santidad para contribuir desde dentro, a modo de fermento, en la santificación del mundo, siendo sal, luz y levadura de su entorno. Recordemos el lema del Congreso Diocesano de laicos del año pasado: "Hombres y mujeres de Iglesia en el corazón del mundo". Así, se señala en gran parte la vocación primera del laico: hombres y mujeres en comunión con la Iglesia. Seguidores de Jesucristo, pero que no viven en el convento, que no traen un hábito, sino que viven en el corazón del mundo; y el corazón del mundo son las familias, las fábricas, las oficinas, la política, la economía, el deporte, las comunicaciones. La vocación del laico es santificar el ambiente, al estar en todo el mundo y en todo lugar. Los laicos deben ser los principales protagonistas de la evangelización,

ellos deben llegar a donde no llega el sacerdote o la religiosa; de tal modo que con su testimonio y actividad contribuyan a la transformación de las realidades y la creación de estructuras justas según los criterios del Evangelio. Además, tienen el deber de hacer creíble la fe que profesan, mostrando autenticidad y coherencia en su conducta. Los laicos están llamados a participar en la acción pastoral de la Iglesia; primero con el testimonio de su vida y, en segundo lugar, con acciones en el campo de la evangelización, la vida litúrgica, y otras formas de apostolado, según las necesidades locales bajo la guía de sus pastores. Como laicos, se debe estar en comunicación con los sacerdotes de la comunidad, brindado nuevas ideas que puedan favorecer la misión, a la que han sido llamados, para crear seguridad y abrirles espacios de participación, al confiarles ministerios y responsabilidades; en una Iglesia donde todos vivan de manera responsable su compromiso cristiano. Los laicos no solo pertenecemos a la Iglesia, sino que somos Iglesia. Ha llegado la hora de emprender una nueva evangelización, que debe formar comunidades eclesiales maduras, y en esta tarea los laicos juegan un papel importante. Los laicos deben dejar de ser víctimas para convertirse en agentes de cambio, conjuntando esfuerzos para hacer una Iglesia viva, de un Cristo resucitado. ¿Estás dispuesto a asumir tu papel de laico llevando el mensaje de Cristo en donde estés?


16

Mensajero

Francisco clausura el Año de la Fe Las reliquias del Apóstol San Pedro expuestas por primera vez en la historia Su Santidad Francisco entregó su primera Exhortación Apostólica “Evangelii Gaudium”

El Año de la Fe, ha sido clausurado en la Solemnidad de Nuestro Señor Jesucristo, Rey del Universo, con la celebración Eucarística del Santo Padre en el Sagrado de la Basílica Vaticana. A pesar del frío y de las posibilidades de lluvia, 60.000 fieles se acercaron a la plaza para participar de esta significati-

va celebración. Concelebraron junto al Santo Padre, los cardenales, patriarcas y arzobispos mayores de las Iglesias Orientales Católicas, los arzobispos y obispos. Junto al altar estuvieron estado expuestas, por primera vez, las reliquias del apóstol Pedro, dentro de una caja de

bronce con la inscripción Ex ossibus quae in Arcibasilicae Vaticanae hypogeo inventa Beati Petri Apostoli esse putantur ("De los huesos encontrados en el hipogeo de la Basílica Vaticana, que se consideran del Beato Pedro Apóstol"). Antes de la misa, se realizó una colecta para destinar a la población de Filipinas, recientemente afectada por el tifón Haiyan. En la homilía, el papa Francisco recordó que este Año de la Fe, esta "iniciativa providencial" convocada por Benedicto XVI, "nos ha dado la oportunidad de descubrir la belleza de ese camino de fe que comenzó el día de nuestro bautismo". El hilo conductor de las lecturas del día –indicó el Santo Padre– es la centralidad de Cristo, y sobre esta idea desarrolló toda la homilía. Tres fueron los aspectos que subrayó: Jesús como primogénito de toda la creación, Cristo el centro del pueblo de Dios y Cristo el centro de la historia de la humanidad y

de todo hombre. Durante el canto del Credo, el Santo Padre recogido en profunda oración, sostuvo entre sus manos la urna con las reliquias del apóstol Pedro. Al finalizar la celebración, el Papa entregó su primera exhortación apostólica Evangelii gaudium a 36 representantes del pueblo de Dios, procedentes de 18 países: un obispo, un sacerdote y un diácono elegido entre los más jóvenes que serán ordenados; religiosos y religiosas y algunos representantes de los eventos de este Año de la Fe: confirmandos, un seminarista y una novicia, una familia, catequistas, una ciega - al que el Papa le entregó un CD para que pueda ser reproducida y escuchada - a jóvenes, representantes de las cofradías, de los movimientos, y para terminar dos artistas y dos representantes de los medios de comunicación. El Santo Padre finalizó con la oración del Ángelus como cada domingo, pero antes de abandonar la plaza, bendijo y saludó a algunos niños y fieles.

50 Años de la promulgación del DecretoSobreConciliar Inter Mirifica los Medios de Comunicación Social El 4 de diciembre de 1963 marca una etapa fundamental en la relación entre la Iglesia y los medios de comunicación. Ese día se cierra la sesión pública del segundo periodo del Concilio Vaticano II y se realiza la votación del Decreto sobre los instrumentos de la comunicación social: Inter Mirifica. El papa Pablo VI fue el responsable de firmar el Decreto Inter Mirífica y fue la primera vez que los obispos dedicaban un documento oficial a los medios de comunicación al servicio del anuncio del Evangelio. En el marco de esta celebración de 50 años. Mons. Claudio Maria Celli, presidente del Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales señaló que “Inter Mirifica es un documento plenamente conciliar:

Los obispos del mundo, auspiciados por Juan XXIII, dedicaron un documento a la comunicación. Esto es el elemento visible de un hecho más profundo: que la Iglesia empieza a confrontarse, a medirse, asumiendo una responsabilidad más profunda con los medios de comunicación. A esto está ligado el tema de la evangelización: el derecho de cada hombre de tener apertura a la información y, al mismo tiempo, la expresión de una maravilla, la Verdad, frente a las tecnologías que la Iglesia encuentra en sus manos caminando en el mundo. Inter Mirifica se mueve en el contexto de prensa, radio y televisión, indudablemente no podía imaginarse lo que las nuevas tecnologías ponen como dimensión comunicativa hoy.

Juan Pablo II, Benedicto XVI y Francisco lo han reflejado muy bien: Las nuevas tecnologías originan una cultura. Juan Pablo II es muy claro en este aspecto, en los documentos “Redemptoris Missio” y “El rápido desarrollo” destaca cómo hay que dialogar con esta nueva cultura digital originada por los medios de comunicación e internet.” El Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales lanzó la web www.intermirifica50.va que recoge, en cinco idiomas, documentos multimedia, entrevistas, artículos de interés e información sobre los festejos por estos primeros 50 años de Inter Mirifica, en diversos lugares de la Iglesia Universal. Conoce el documento íntegro en www.vatican.va

Mensajero 143  

La Voz del Pastor por S.E. Mons. Guillermo Ortiz Mondragón, Obispo de Cuautitlán

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you