Page 1

‘La verdad nos hará libres’ (Jn 8, 32)

ELDiscípulo

Misionero

Año 2 No. 19

Diciembre de 2013

Periódico Católico

periodicodiocesano@hotmail.com

Donativo: $5.00

Parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe

Pág. 5 XXIII Asamblea Diocesana de Pastoral

Pág. 15

Sigue en Pág. 3

A los 50 años de la Sacrosanctum Concilium Sigue en Pág. 9

Pág. 14

Pbro. Dr. Rubén Rodríguez Balderas El 22 de abril de 1519 se inició el choque de dos mundos (el mexica y el español), ambos profundamente religiosos y fieles a sus creencias, pero desiguales y aún opuestos en cosmovisión y cultura. Aquel día era muy importante para los cristianos españoles: Viernes Santo. Y para los mexicas también: era el día Chiconahui-Ehécatl (nueve-viento) del año Ce-Acatl (uno-caña), el día exacto del nacimiento de Quetzalcóatl...

Discípulo Misionero Periódico Diocesano Portal de la Diócesis

www.diocesisdetlaxcala.mx

Sigue en Pág. 7

Diocesis de Tlaxcala @dioctlaxcala


2

LA VOZ DE NUESTRO OBISPO

EL ADVIENTO Y LA NAVIDAD

FUNDADOR + MONS. FRANCISCO MORENO BARRÓN OBISPO DE TLAXCALA

+ Mons. Francisco Moreno Barrón Obispo de Tlaxcala

Mons. Francisco Moreno Barrón ObispoTlaxcala

DIRECTOR P. JULIÁN ROMERO SÁNCHEZ JEFE DE REDACCIÓN P. AMADOR VÁZQUEZ RODRÍGUEZ REPORTERO L.C.C. RAYMUNDO HERNÁNDEZ DISEÑO L.C.C. KARINA VÁZQUEZ RAMOS

el misterio del Hijo de Dios, que asume nuestra condición humana y se hace semejante a nosotros en todo, menos en el pecado: Dios y hombre verdadero. Si el Hijo de Dios se humanizó, valoCon la solemnidad de Jesucristo, Rey del univer- remos nuestro ser de personas humanas y aspireso ha terminado un Año Litúrgico. Ese mismo mos a los bienes trascendentes que Él nos trae. domingo la Iglesia ha clausurado el Año de la Fe, acontecimiento que en nuestra Diócesis de Tlax- No permitamos que las ofertas del mundo modercala hemos celebrado el lunes 25 de noviembre no: consumismo, alcohol y cualquier otro desoren el Seminario Conciliar de Nuestra Señora de den, nos impidan vivir intensamente este tiempo Ocotlán, con la participación de un gran número de gracia del Adviento y la Navidad, como verde laicos, religiosas y sacerdotes, con el obispo daderos discípulos y misioneros del Señor Jesús. diocesano y acompañados del Nuncio Apostólico, Mons. Christophe Pierre, representante del Papa en México. El Año Litúrgico, que no corresponde al Año Civil, es un ciclo anual de cuatro tiempos fuertes, en los cuales la Iglesia celebra el Misterio de Cristo: Adviento, Navidad, Cuaresma y Pascua. A las semanas restantes se les llama tiempo ordinario. Con el ejemplo de la Virgen María, que acoge en su vientre al Hijo de Dios, y de Juan Bautista, que prepara los caminos del Señor, comienza el Adviento, un tiempo de preparación para recibir al Niño Jesús, que cada año en la Navidad, renace en su Iglesia y en el corazón de todos los hombres de buena voluntad. Esta alegría de la Navidad se prolonga en la liturgia hasta la Epifanía o adoración de los reyes magos, y se cierra este tiempo con la celebración del Bautismo de Nuestro Señor Jesucristo.

EDITORIAL NO SABEMOS PEDIR Con la gracia de Dios estamos terminando este año 2013, en este mes se viven varios acontecimientos como la Navidad y el término de año. Una de las prácticas recurrentes en los niños es pedir regalos a Santa Claus y a los Reyes Magos, los que no somos tan niños tenemos deseos y también pedimos cosas a Dios, como un mejor trabajo, arreglar la casa, terminar la carrera, mejor salud, etc. pero me viene a la mente las palabras del apóstol san Pablo “no sabemos pedir lo que nos conviene” (Rm 8, 26) y es que muchas veces no pedimos ni buscamos lo que realmente necesitamos; de poco serviría un mejor trabajo si no lo cuidamos y no somos responsables, poco sirve tener una mejor casa si no hay mejores relaciones familiares, no sirve de mucho mejor salud si solo vivimos para nosotros mismos y somos indiferentes al dolor ajeno.

Las fiestas de la Virgen de Guadalupe, que nos trae en su seno a Cristo, el Salvador, y “las posaditas”, que conviene celebrar al estilo tradicional con el rezo del rosario, las letanías, los villancicos y el pedir la posada, han de contribuir tamLo que deberíamos pedir y buscar es mayor amor a bién a nuestra preparación para la Navidad, que Dios y a nuestros hermanos en nuestros deberes de cada significa “Dios con nosotros”. día, por qué no mejor pedir humildad, un espíritu de La Navidad no es, pues, acontecimiento de un oración, la capacidad de servicio, mayor paciencia, dodía, sino un tiempo en el que profundizamos en minar nuestro mal carácter, dejar los vicios, etc. a veces

CONSEJO EDITORIAL 1. P. CRISTÓBAL GASPARIANO TELA 2. P. GABRIEL ALCANTARILLA SÁNCHEZ 3. P. HUMBERTO JORDÁN SÁNCHEZ VÁZQUEZ 4. P. JOSÉ OSORNO CARRASCO 5. P. ISAAC AZTATZI HERNÁNDEZ 6. P. HUMBERTO TEJEDA CHETLA 7. P. JOSÉ ÁNGEL GUTIÉRREZ LUNA 8. P. ROLANDO CORONA ELIOSA 9. P. JOAQUÍN MUÑOZ MUÑOZ 10. DIAC. ISRAEL CABRERA OLIVARES ‘La verdad nos hará libres’ (Jn 8, 32) El Discípulo Misionero, Año 2, No. 19, diciembre 2013, Publicación mensual. Editado por la Diócesis de Tlaxcala. Lardizábal No. 45, Col. Centro, Tlaxcala, Tlax. C.P. 90000, Tel. (045) 2224 22 84 86. www.diocesisdetlaxcala.mx periodico@diocesisdetlaxcala.mx. Editor responsable: Julián Romero Sánchez. Reservas de Derechos al uso Exclusivo No. 04 -2012-121816015300-101, ISSN: 2007-5693, Ambos otorgados por el Instituto Nacional del Derecho de Autor, Impreso en Multigráfica Publicitaria S.A. de C.V. Avena No. 15 Col. Granjas Esmeralda, C.P. 09810, Delegación Iztapalapa, México, D.F., este número se terminó de imprimir el 25 de noviembre de 2013 con un tiraje de 10, 500 ejemplares. Todos los artículos son responsabilidad de quien los escribe. Queda prohibida la reproducción total o parcial de los contenidos e imágenes de la publicación sin previa autorización de la Diócesis de Tlaxcala.

nos pasa que nos afanamos en muchas cosas, sin duda que muchas de ellas buenas y útiles, pero no lo que más nos conviene y necesitamos. Dejemos que el Espíritu de Dios pida por nosotros lo que más necesitamos para nuestra salvación y para el bien de nuestros semejantes, que él nos ensene a pedir lo que realmente necesitamos; San Agustín decía: “ama y haz lo que quieras”, tomando sus palabras podríamos decir ‘ama y pide lo que quieras’. Amemos a Dios y pediremos lo que realmente nos conviene. Señor si un día te pido lo que no me conviene, no me hagas caso, dame solo que Tú sabes que es mejor para mi salvación.

Pbro. Julián Romero Sánchez

3


3

“Abraza al Dios Amor, al Dios del amor” (San Agustín)

SE SOLICITAN

DISTRIBUIDORES

Peregrinación de la Diócesis de Tlaxcala a la Basílica de Guadalupe Bulmaro Aguila Tecuapacho México, D.F. 11 de noviembre de 2013.- En la Basílica de Nuestra Señora de Guadalupe se dieron cita los peregrinos de la Diócesis de Tlaxcala para celebra la Acción de Gracias con motivo del Aniversario 54 de la Diócesis; muchos peregrinos de la Diócesis de Tlaxcala llegaban a pie, corriendo, en bicicleta y autobús para visitar y dar gracias a la Morenita del Tepeyac. En punto de las 11:00 a.m. dio inicio la celebración Eucarística, presidida por Don Francisco Moreno Barrón, Obispo de Tlaxcala, en compañía de todo su presbiterio, el Seminario y fieles de todas las parroquias de Tlaxcala, algunos fieles llevaron sus estandartes e imágenes que hacen presente la religiosidad y riqueza de nuestra Diócesis. Antes de dar inicio a la Eucaristía, un integrante del cabildo de la Basílica nos dio la bienvenida; en la Misa

B

se tuvo la participación del equipo litúrgico del Seminario Mayor de Tlaxcala y el Coro de Infantes de la Iglesia Catedral de Tlaxcala Durante la homilía Don Francisco dio a conocer el contexto histórico-evangélico de la Virgen del Tepeyac haciendo analogía entre el pueblo indígena y el español, habló de la riqueza cultural-histórica que la imagen contiene y que identifica al pueblo mexicano. Antes de dar la bendición se procedió a la imposición de medalla de aquellos fieles peregrinos que cumplieron 25, 35 y 50 años a pie, después de la bendición se culminó con el rezo de la Salve.

¡TÚ PUEDES EVANGELIZAR POR MEDIO DE LA LECTURA!

¿Te gustaría tener como apostolado el distribuir este Periódico...

El número de asistentes a la celebración fue de aproximadamente 10,000 fieles, procedentes de las distintas parroquias de la Diócesis, que con gran alegría vivieron su fe, mostrando esa gran devoción a Nuestra Madre Santísima de Guadalupe.

VOCABULARIO LITÚRGICO

San Pablo, San Juan de Letrán y Santa María la Mayor, todas en BASÍLICA: Del griego Basileus que significa rey y de basi- Roma. Las demás son basílicas menores. likós que significa real; se aplica la palabra basiliké a la casa regia. En Roma se les llama así a los grandes edificios de BAPTISTERIO: Del griego baptisterium, originalmente era una reunión, por ejemplo: los tribunales a partir del siglo IV. Fue piscina para el baño, en la arquitectura cristiana es el espacio para esta forma arquitectónica la que se asumió para las grandes bautizar, lugar donde está situada la fuente o la pila bautismal, Iglesias cristianas. En Roma se construyeron de forma rec- parte significativa de la Iglesia. A partir de siglo IX se pensó la tangular, alargada con una o más naves y columnas orienta- construcción del baptisterio dentro o cerca de la Iglesia, a veces das hacia el altar y el ábside que se situaban en la cabecera; de forma redonda y otras hexagonales con diversos simbolismos y en oriente se prefirió una forma más bien circular. Actual- adornos alusivos al sacramento del bautismo. Muchos bautisterios mente el título de basílica alude a su capacidad, su historia y son dedicados a San Juan Bautista, algunos son verdaderas obras su significado de fe de una comunidad cristiana que destaca de arte y todo un conjunto simbólico para celebrar y educar en el notoriamente. sacramento del bautismo, son famosos los de Ravena, Pisa, San Juan de la Letrán en Italia o los de España. Entre las Basílicas mayores están por ejemplo: San Pedro, Feliz Navidad y Año 2014 les desea Pepe de la O

...en tu comunidad, con tu familia, amigos o compañeros de trabajo? Llámanos nos gustaría contar con tu apoyo. Tel. (045) 22 24 22 84 86

(01 246) 45 8 06 74

periodicodiocesano@hotmail.com


¡Basta de silencios! ¡Gritad con cien mil lenguas! porque, por haber callado, ¡el mundo está podrido! (Santa Catalina de Siena)

4

El lector pregunta

CONSAGRACIÓN DE LA CAPILLA DE SANTIAGO, AYOMETITLA

¿Se pueden portar amuletos o consultar Adivinos para tener un buen año? Responde el Pbro. Lic. Cristóbal Gaspariano Tela En estos tiempos es muy común leer, escuchar y ver en los medios de comunicación, que para iniciar un buen año, hay que realizar ciertos rituales mágicos o prácticas esotéricas como: la lectura de las cartas del tarot, la ouija, vestirse de rojo u otros colores, consultar adivinos, astrólogos, espiritistas, brujos, tener amuletos como delfines, budas, patas de conejo, ajos, herraduras, etc.

nunca debe estar solo. Una vez concluida la homilía, se procedió a realizar el rito de consagración del altar iniciando por la plegaria de dedicación, después se llevó a cabo la unción del Crisma sobre el altar, se quemó sobre el mismo el incienso, se revistió y se iluminó el altar, recordando que Cristo, es la luz que ilumina las naciones posteriormente, se continuó con la Misa.

¿Qué decir de todo esto? Que los católicos no necesitamos de magia, de psíquicos, astrólogos ni amuletos, sino la fe en nuestro Señor Jesucristo para tener un buen año, pues Él es quien guía nuestras vidas. Él es nuestro único maestro, nos ha dicho de manera clara y contundente: “Yo soy el camino, la verdad y la vida” (Jn 14,6), “Yo he venido para que tengan vida y vida en abundancia” (Jn 10,9), “Yo soy la luz del mundo. El que me sigue no andará en tinieblas, sino que tendrá la luz de la Vida” (Jn 8, 12), “Yo soy el Buen Pastor. El buen pastor da su vida por las ovejas” (Jn 10, 11), “Yo soy el Buen Pastor y conozco a mis ovejas” (Jn 10,14), “Yo estoy con ustedes todos los días hasta el fin de la historia” (Mt 28, 20). Jesús es nuestra única garantía para tener una vida en plenitud, para sentirnos realizados no solo un año, sino todos los años de la vida; cabe señalar, que las Sagradas Escrituras prohíben consultar adivinos, brujos, astrólogos, etc., así lo dice el libro de Deuteronomio: “Cuando hayas entrado en la tierra que Yahvé, tu Dios te da, no imites las costumbres perversas de aquellos pueblos. Que no haya en medio de ti nadie que haga pasar a su hijo o a su hija por el fuego; que nadie practique encantamientos o consulte a los astros; que no haya brujos ni hechiceros; Que no se halle a nadie que se dedique a supersticiones o consulte los espíritus; que no se halle ningún adivino o quien pregunte a los muertos. Porque Yahvé aborrece a los que se dedican a todo esto y los expulsa a causa de estas abominaciones. Tú en cambio, te portarás bien en todo con Yahvé, tu Dios. Esos pueblos que vas a desalojar escuchan a hechiceros y adivinos, pero a ti, Yahvé tu Dios, te dio algo diferente” (Dt 18,9-14). El Catecismo de la Iglesia Católica, dice lo siguiente: “Todas las formas de adivinación deben rechazarse: el recurso a Satán o a los demonios, la evocación de los muertos y otras prácticas que equivocadamente se supone “desvelan” el porvenir. La consulta de horóscopos, la astrología, la quiromancia, la interpretación de presagios y de suertes, los fenómenos de visión, el recurso a “mediums”… encierran una voluntad de poder sobre el tiempo, la historia y un deseo de granjearse la protección de poderes ocultos. Están en contradicción con el honor y el respeto, mezclados de temor amoroso, que debemos solamente a Dios” (CIC. 2116). “Todas las prácticas de magia o de hechicería mediante las que se pretende domesticar potencias ocultas para ponerlas al servicio y obtener un poder sobrenatural sobre el prójimo -aunque sea para procurar la salud-, son gravemente contrarias a la virtud de la religión. Estas prácticas son más condenables aún cuando van acompañadas de una intención de dañar a otro, recurran o no a la intervención de los demonios. Llevar amuletos es también reprensible; el espiritismo implica con frecuencia prácticas adivinatorias o mágicas. Por eso la Iglesia advierte a los fieles que se guarden de él. El recurso a las medicinas llamadas tradicionales no legítima ni la invocación de las potencias malignas, ni la explotación de la credulidad del prójimo” (CIC. 2117). Los católicos que cada vez más conocemos a Jesús, le amamos y le servimos con alegría, no necesitamos de prácticas esotéricas; lo que hacemos es vivir según sus enseñanzas. Hermano, si alguna vez practicaste o sigues realizando alguna cuestión esotérica, te invito a conocer más a Jesús, para que tu vida no dependa de un amuleto o práctica esotérica sino de Cristo; que tu vida no dependa de algo sino de alguien, y ese alguien sea Jesús, el Hijo de Dios vivo, el que da vida en plenitud, el que da vida eterna.

Ayometitla, Tlax., 17 de noviembre de 2013.- Ante más de 2,000 asistentes Mons. Francisco Moreno Barrón, bendijo el templo, el sagrario y consagro el altar de la capilla de Santiago Ayometitla, perteneciente a la parroquia de Santa Catarina, Ayometla. Integrantes del consejo parroquial, equipos de pastoral, grupos, movimientos, asociaciones, fiscales de las comunidades cercanas y gente de toda la comunidad encabezados por el Padre René Hernández Juárez, párroco de Santa Catarina Ayometla, participaron en la celebración. Durante la homilía Don Francisco exhortó a la asamblea a velar por el bienestar de su templo, sin descuidar, el templo espiritual, motivó a toda la comunidad a visitar a Jesús Eucaristía, que a partir de ese día estará en su comunidad, pidió a los fieles que al dirigirse a la escuela, al trabajo y en cualquier momento pasen a visitarlo, Él

Antes de concluir la celebración el Señor Obispo bendijo a toda la comunidad y reservó las formas consagradas en el nuevo sagrario. Finalmente el Padre René agradeció la presencia del Señor Obispo asegurando que su presencia motiva y anima a toda la comunidad parroquial.


¿Qué son cincuenta años y aún cien de vida, comparados con la eternidad? Sacrificio aquí en el destierro, gloria sin fin en la patria. Y ¿qué es el sacrificio, qué es la cruz sino cielo cuando en ella está Jesucristo?” (Santa Teresa de los Andes)

5

PARROQUIA DE NUESTRA SEÑORA DE GUADALUPE

La Loma Xicohténcatl

Pastoral profética (Misiones) Este equipo realiza sus actividades tomando en cuenta la misión continental, en la formación catequética de las familias, así como la búsqueda y retorno de hermanos separados, utilizando recursos como Biblia, Catecismo de la Iglesia Católica y los documentos: Porta Fidei y Lumen Fidei. Pastoral Juvenil y de Adolescentes Estas dos pastorales trabajan en conjunto, realizan visitas a los centros de readaptación juvenil (jóvenes con problemas de alcoholismo y drogadicción), la casa hogar y atienden la catequesis para primera comunión de jóvenes, ambas pastorales dan servicio al altar los domingos en la misa de 1:30 pm., y se reúnen los sábados de 4:00 a 7: 00 pm.

Pbro. Pascual Hernández Piantzi Esta es la historia de nuestra parroquia y aunque no se cuenta con un archivo físico para testificar el nacimiento de nuestra comunidad, si se tiene el testimonio de muchos feligreses que les tocó verla nacer; inició como una Capilla dedicada a la Santísima Virgen de Guadalupe, terminada en el año de 1973, la construcción fue hecha a base de la cooperación de los pocos habitantes de esta colonia. La primer construcción fue sin arquitecto que dirigiera la obra, únicamente se construyó con las ideas del señor Jaime Vigueras García, persona que en ese entonces sabía algo de cómo podía quedar el Altar para dicho culto; en esta etapa los primeros colonos se dieron a la tarea de salir a recolectar dinero casa por casa y aunque eran pocas familias, lograron construirla. El primer párroco fue el Padre Rubén García Badillo, quien narra que a partir de diciembre de 1971 iniciaron las celebraciones en esta comunidad bajo un tepozán en presencia de unos cuantos fieles, por las inclemencias e incomodidades del lugar, poco después se rentó una casa para celebrar la santa Misa y posteriormente se recibió en donación un terreno que estaba destinado en principio para ser el mercado de la colonia, después, en común acuerdo de los colonos se inicia la construcción del templo, contando únicamente en esos tiempos con el apoyo de la comunidad de Santa María Acuitlapilco. La primera celebración y festejos a la Santísima Virgen de Guadalupe fue el 12 de Diciembre de 1973, la Misa fue precedida por el Señor Obispo Luis Munive Escobar, administrando los sacramentos de iniciación (Bautismo, Confirmación y Eucaristía), también celebró el matrimonio de algunas parejas que vivían en unión libre; en esta celebración el Señor Obispo decretó que la colonia llevara el nombre de “Lomas de Guadalupe” y que se siguiera construyendo para que fuera Santuario de la Virgen de Guadalupe, debido a que no había en el la Diócesis templo dedicado a Ella, también pidió que las comunidades de Santa María de Acuitlapilco, San Lucas Cuatelulpan, San Diego Metepec, La Trinidad Tepehite y San Hipólito Chimalpa formaran parte del Santuario de Guadalupe. La primera imagen en cuadro fue donada por el señor Agustín Sarmiento Vásquez la cual se perdió, la segunda imagen se deterioró y la última fue donada por una familia de la comunidad de Tlaxco. El padre Rubén García Badillo formó el primer grupo de catequistas de 10 personas, todas mujeres, la encargada de dicho grupo fue la señora Isabel Lozano Lira y el primer sacristán fue el señor Jaime Vigueras García.

Los primeros Fiscales fueron los señores: Agustín Sarmiento Vásquez, Antonino Cuapio, Antonio Flores, Jaime Vigueras García y Lucio N, este grupo en su gestión le dio un sentido de amor y devoción a la Santísima Virgen de Guadalupe en la fiesta patronal que es el 12 de diciembre. El padre Rubén viendo el esmero y dedicación de los fiscales y sabiendo que entre ellos había varios electricistas, albañiles, carpinteros, plomeros y uno de ellos se dedicaba hacer ladrillo, los tomó como parte del Consejo Pastoral Parroquial. Después del padre Rubén han pasado los siguientes párrocos; P. Manuel Valencia (franciscano) P. Paulino Díaz P. Isaac Aztaltzi Hernández P. José Osorno Carrasco P. José Rojas Valadez P. Teófilo Gutiérrez Tizalt Y actualmente P. Pascual Hernández Piantzi Entre los periodos de los padres José Osorno Carrasco y José Rojas Valadez, ya no hubo Fiscales en la Parroquia; con el padre Isaac, se gestionó la construcción de la estructura metálica y se logró el permiso para las criptas. A la llegada del Señor Obispo Jacinto Guerrero Torres, le da el nombre de parroquia y se separa la comunidad de Santa María Acuitlapilco, para formar la parroquia de Guadalupe con 4 comunidades. Por la parte civil se conoce como “Loma Xicohtencatl, pero los católicos la conocemos como “La Loma de Guadalupe” como lo dispuso el Señor Obispo Luis Munive Escobar. La parroquia está formada por las siguientes comunidades: La Trinidad Tepehitec, San Lucas Cuahutelulpan, San Diego Metepec, San Hipólito Chimalpa y la Colonia La Loma. Están conformados los 9 grupos pastorales de acuerdo al Plan Diocesano, así como 8 movimientos y/o asociaciones. A continuación mencionamos algunas actividades de estos grupos: Con el Padre José Osorio Carrasco se formó el Consejo Pastoral Parroquial y todos los grupos. En la visita Pastoral el Señor Obispo Don Francisco Moreno Barrón, expresó también que fuera Santuario. Actualmente la parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe está ubicada en la calle 15 número 407 en la colonia Loma Xicoténcatl, Tlaxcala, con teléfono (246) 46 2 28 74. Fue erigida como parroquia en 1976, actualmente el templo se está remodelando por indicación y supervisión del párroco actual el Padre Pascual Hernández Piantzi.

Pastoral de Comunicación Realiza difusión de eventos que se hacen en la parroquia, consulta diariamente la página de la Diócesis para mantener informados a los grupos parroquiales sobre cualquier evento o noticia y realiza la venta del periódico “El Discípulo Misionero”. Niños Mártires Tlaxcaltecas Este equipo visita a las familias en sus casas para rezar el Santo Rosario, asiste a Misas mensuales, comparte la oración de los Niños mártires y su historia. Acción Católica (UFCM) Visita a los enfermos, ayuda con despensa a personas de escasos recursos, catequiza a personas adultas para que reciban los sacramentos, trabaja con la pastoral profética y coordina la festividad de la Virgen del Carmen. Divina Misericordia El grupo misiona y evangeliza bajo la imagen del Señor de la Misericordia, la imagen visita a las familias de la parroquia que con amor la recibe y da a conocer el rezo de la coronilla; el grupo se reúne en el sagrario de la parroquia todos los viernes a las 3:00 pm., para el rezo de la coronilla, también realiza actividades de acuerdo a las obras de misericordia. Renovación Carismática Juvenil Realizan retiros espirituales (Kerigma), tres veces al año, se forman en la escuela de estudio, asisten a retiros nacionales, regionales y diocesanos así como al retiro de servidores, de canto y música. Catequesis Familiar Evangeliza a las familias en sus domicilios bajo el principio de amor y unidad y por medio de la catequesis prematrimonial el primer y segundo domingo de cada mes, la reunión de grupo es cada jueves a las 17:00 horas. La Parroquia de Nuestra Señora de Guadalupe, invita a todos los fieles a su Fiesta patronal; del 1 al 10 de diciembre con la participación de diferentes grupos, asociaciones y comunidades, se llevará a cabo un recorrido por las calles concluyendo con la celebración Eucarística a las 7:00 pm. El día 11 el recorrido da inicia a las 7:00 pm. y termina con la celebración Eucarística a las 11:00 pm., y a media noche se le cantaran las mañanitas con mariachi El día 12 de diciembre esperamos a los niños vestidos de inditos en la misa de las 12:00 horas, como cierre de nuestra fiesta patronal, el día 15 de diciembre el Señor Obispo Don Francisco Moreno Barrón, hará la clausura de nuestra Fiesta patronal con la celebración de la Misa a las 12:00 horas donde habrá Confirmaciones y primeras Comuniones.


Es navidad cada vez que das el amor de Dios a través de ti. Es navidad cada vez que sonríes a tu hermano y le ofreces una mano (Madre Teresa)

6 ¿POR QUÉ TRABAJAR? Pbro. Rolando Corona Eliosa A los jóvenes que no estudian ni trabajan se les conoce hoy en día como “los ninis”, quisiera hoy hablar un poco del valor del trabajo en la vida del joven y de toda persona, pues constituye una dimensión fundamental en la humanidad; desde la creación del mundo Dios creo al hombre y a la mujer a “su imagen y semejanza” para que sometieran a las creaturas y al mundo entero. La expresión “someter” tiene un amplio alcance. Indica todos los recursos que la tierra (e indirectamente el mundo visible) encierra en sí y que, mediante la actividad consciente del hombre, pueden ser descubiertos y oportunamente usados. De esta manera, aquellas palabras, puestas al principio de la Biblia, no dejan de ser actuales; abarcan todas las épocas pasadas de la civilización y de la economía, así como toda la realidad contemporánea. En nuestro tiempo es cada vez más importante el papel del trabajo en cuanto factor productivo de las riquezas; por otra parte, es evidente que el trabajo de un hombre se conecta naturalmente con el de otros hombres. Hoy más que nunca, trabajar es trabajar con otros y trabajar para otros, es hacer algo para alguien. El trabajo es tanto más fecundo y productivo, cuanto el hombre se hace más capaz de conocer las potencialidades productivas de la tierra y ver en profundidad, las necesidades de los otros hombres, para quienes se trabaja. En los designios de Dios, cada hombre está llamado a promover su propio progreso, porque la vida de todo hombre es una vocación dada por Dios para una misión concreta. Desde su nacimiento, ha sido dado a todos, como un germen, un conjunto de aptitudes y de cualidades para hacerlas fructíferas: su floración, fruto de la educación recibida en el propio ambiente y del esfuerzo personal, permitirá a cada uno orientarse hacia el destino, que le ha sido propuesto por el Creador. Dotado de inteligencia y de libertad, el hombre es responsable de su crecimiento lo mismo que de su salvación. Ayudado, y a veces estorbado, por los que lo educan y lo rodean, cada uno permanece siempre, sean lo que sean los influjos que sobre él se ejercen, el artífice principal de su éxito o de su fracaso: por sólo el esfuerzo de su inteligencia y de su voluntad, cada hombre puede crecer en humanidad, valer más, ser más. El trabajo humano procede directamente de personas creadas a imagen de Dios y llamadas a prolongar, unidas y para mutuo beneficio, la obra de la creación dominando la tierra. El trabajo es, por tanto, un deber: “Si alguno no quiere trabajar, que tampoco coma” (2 Tes 3, 10). El trabajo honra los dones del Creador y los talentos recibidos. Puede ser también redentor. Soportando el peso del trabajo, en unión con Jesús, el carpintero de Nazaret y el crucificado del Calvario, el hombre colabora en cierta manera con el Hijo de Dios en su obra redentora. Se muestra como discípulo de Cristo llevando la Cruz cada día, en la actividad que está llamado a realizar. El trabajo puede ser un medio de santificación. El hombre debe trabajar bien sea por el hecho de que el Creador lo ha ordenado, bien sea por el hecho de su propia humanidad, cuyo mantenimiento y desarrollo exigen el trabajo. El hombre debe trabajar por respeto al prójimo, especialmente por respeto a la propia familia, pero también a la sociedad a la que pertenece, a la nación de la que es hijo o hija, a la entera familia humana de la que es miembro, ya que es heredero del trabajo de generaciones y al mismo tiempo coartífice del futuro de aquellos que vendrán después de él con el sucederse de la historia. Todo esto constituye la obligación moral del trabajo. El trabajo es un baluarte para el hombre, es su defensa contra el mundo porque le humilla, cuando la materia o el pensamiento se resisten a ser dominados y siente que no avanza. Lo defiende del demonio, que no ataca al hombre trabajador y ocupado en su tarea con laboriosidad. Absorbido y tenaz. Lo defenderá, porque el trabajo sojuzga y amortigua las pasiones.


7

“Cuando se ama no se sufre y si se sufre hasta se ama el mismo sufrimiento” (San Agustín) …con una inmediata repercusión continental… “La aparición de María al indio Juan Diego en la colina del Tepeyac, el año 1531, tuvo una repercusión decisiva para la evangelización. Este influjo va más allá de los confines de la Nación mexicana, alcanzando todo el Continente. Y América, que históricamente ha sido crisol de pueblos, ha reconocido en el rostro mestizo de la Virgen del Tepeyac, (…) en Santa María de Guadalupe, (…) un gran ejemplo de evangelización perfectamente inculturada” 3. En el rostro mestizo de la Virgen del Tepeyac, se resume el gran principio de la inculturación: la íntima transformación de los auténticos valores culturales amerindios hasta integrarlos en el cristianismo, y el enraizamiento del cristianismo en las variadas culturas americanas como algo propio, otorgado por Dios mismo 4. No fue el miedo a la espada ni la conversión forzada, sino la misteriosa atracción de María de Guadalupe la que llevó a ambos pueblos y culturas, españoles e indios, a una nueva manera de comprenderse y relacionarse desde la fe en Jesucristo a través de la devoción católica española a la “siempre Virgen Santa María” y la religiosidad indígena hacia la “Madre del verdaderísimo Dios por quien se vive”5 . …y muy pronto también universal

Evento Guadalupano • Acontecimiento salvífico de trascendencia universal Pbro. Dr. Rubén Rodríguez Balderas Dos pueblos chocaron dramáticamente El 22 de abril de 1519 se inició el choque de dos mundos (el mexica y el español), ambos profundamente religiosos y fieles a sus creencias, pero desiguales y aún opuestos en cosmovisión y cultura. Aquel día era muy importante para los cristianos españoles: Viernes Santo. Y para los mexicas también: era el día Chiconahui-Ehécatl (nueve-viento) del año Ce-Acatl (uno-caña), el día exacto del nacimiento de Quetzalcóatl. La providencial conjunción de días tan significativos para dos visiones cosmogónicas diametralmente distintas, no podía ser más emblemática. Poco después, la destrucción de la Gran Tenochtitlán en 1521 hizo patente el rechazo español de las culturas indígenas y la incomprensión de sus profundos valores, con el consiguiente abuso y maltrato de los conquistados. Se originó así también una resistencia y hasta rechazo a la evangelización, por parte de muchos indígenas; desde un punto de vista sólo humano aquello fue uno más de tantos sucesos de colonización y sometimiento que se han repetido y continuarán repitiéndose hasta el final de la historia 1. Todo ello presagiaba un odio irreconciliable que les llevaría a la mutua destrucción… …pero Ichpochtli Santa María, Tonantzin Ometéotl, los reconcilió y hermanó… Diez años después de la caída de la Gran Tenochtitlán, intervino la siempre Virgen Santa María, Madrecita del verdaderísimo Dios por quien se vive, Madre de los mexicas y Madre de los españoles. Se apareció al amerindio Juan Diego y se imprimió en su tilma (en su alma). Gracias a su milagrosa imagen, a su mensaje y a la repercusión de esos hechos a través del tiempo, el choque inicial se transformó en una realidad cualitativamente nueva, fruto de una gracia divina que asumió, purificó y plenificó el drama de la historia 2. Aquellos dos nobles pueblos se fundieron e hicieron nacer la Nación mexicana. En poco tiempo llegaron a construir el país más importante que ha existido en el continente americano: el Reino de la Nueva España.

Cuarenta años después, el 7 de octubre de 1571, Santa María de Guadalupe intervino de modo decisivo en la historia de Europa y del mundo: en la batalla de Lepanto; copio parte de la viva narración hecha recientemente por un historiador y periodista alemán: “En 1571 (…) el imperio otomano dominaba todo el mediterráneo oriental. (…) La islamización amenazaba a toda Europa. La ofensiva y el ataque de los turcos parecía imparable. En esta situación, el Papa San Pío V logró unir en una alianza defensiva a los venecianos y los españoles, a los que acompañaron las flotillas más pequeñas de Parma y Saboya, y las fuerzas navales de Génova, bajo el comando del condotiero Andrés Doria. (…) El 7 de octubre, cuando parecía inminente la derrota de los cristianos (…) Doria se tiró al suelo delante de una nueva imagen milagrosa de María. Con lágrimas le suplicó; le imploró a la Virgen extraña que llevaba el medallón con la cruz, era la primera copia de la Morenita en Europa, era María de Guadalupe. Un año antes, Fray Alonso de Montúfar, segundo arzobispo de México, había hecho confeccionar la imagen y la había enviado por barco, como un regalo, al rey de España Felipe II. Éste había pasado la imagen a Juan de Austria, quien a su vez la confió al almirante Andrés Doria: la Madonna sobre la media luna, como un pallium portador de buena ventura, como un manto protector para el duelo armado decisivo (…) en contra de toda esperanza, los cristianos ganaron la batalla de forma abrumadora; esta victoria fue atribuida a la Virgen de Guadalupe por la flota genovesa”. “Después de la batalla de Lepanto, la imagen estuvo en posesión de la familia Doria, en la poderosa fortaleza de Malespina, en el interior de Génova, hasta que en 1811 el cardenal Giuseppe Doria la legó, por testamento, a la pequeña parroquia de San Esteban de Aveto, en la alta meseta, donde el templo se convirtió pronto en un lugar de peregrinaciones” (…). “El Senado veneciano hizo que, en el palacio del dux, debajo del cuadro de la batalla de Lepanto, se inscribieran las palabras: Ni el poder, ni las armas, ni los almirantes, sino María del Rosario, nos ha llevado a la victoria”. El Papa San Pío V hizo que se añadiera al Ave María una segunda parte: Santa María, Madre de Dios, ruega por nosotros los pecadores ahora y en la hora de nuestra muerte (hasta entonces sólo estaba formada por el saludo del arcángel Gabriel a María: Dios te salve, María, llena de gracia, el Señor está contigo y por el saludo de su prima Isabel bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre, Jesús. “Poco después, en México, surgió el rumor de que el Papa había tomado la añadidura al Ave María, directamente, de aquel saludo con el que, en el crepúsculo matutino del 9 de diciembre de 1531, María de Guadalupe se había presentado a Juan Diego en la colina del Tepeyac: ‘Grábate muy bien lo siguiente, tú, el más pequeño de mis hijos! Yo soy la Santísima siempre Virgen María, Madre del verdadero Dios por quien se vive” 6. “Actualmente, más de veinte millones de seres humanos la visitan cada año para contemplarla, ¡Veinte millones! La “Villa”, el santuario de Nuestra señora de Guadalupe, es el lugar de peregrinación más grande del mundo, más que Roma, más que la Mecca o Jerusalén” 7.

El encuentro con Santa María de Guadalupe, Madre de Dios y madre nuestra… El mismo periodista alemán mencionado, en su creciente entusiasmo al ir conociendo más a fondo el acontecimiento guadalupano, entrevistó hacia 1995 a uno de los mejores conocedores del mismo: Monseñor José Luis Guerrero, y le preguntó qué nombre personal daría a la Virgen de Guadalupe. Él respondió sin dudarlo: “¡Madre! o ¡Virgencita! Pero, ante todo: Madre. Ella es nuestra madre. Por eso, a veces, también Madrecita. A veces, también Morenita. La mayoría peregrina a Lourdes a causa de algún achaque o dolencia, a Fátima a causa de la fe. ¡Pero acá vienen todos a ver a la Madre! ¿Alguna vez ha visto usted las lágrimas que caen ante la imagen? (…) Sin embargo, la parte más importante de la historia nos está esperando todavía, (…) ¡En algunos años, en los Estados Unidos, se hablará, ante todo, español! ¡Sólo entonces se comprenderá, a nivel mundial, la historia de Guadalupe” 8. …encuentro que debemos profundizar cada vez más A los hombres nos cuesta captar todo lo que nuestras madres han sufrido por nosotros: pasan años, a veces demasiados, para que tomemos conciencia de ello y agradezcamos sus desvelos a la mujer que nos llevó en su vientre. Más todavía nos cuesta captar la profunda importancia de los acontecimientos salvíficos, y nos quedamos en la superficie: señal de nuestra debilidad espiritual, que sólo se supera con la fe, la esperanza y el amor. Pero Dios es un Padre infinitamente paciente: no tiene prisa y espera con paternal misericordia que respondamos a la llamada que nos hace a través de La Morenita: ser otros Cristos, ser santos. Han tenido que pasar cuatrocientos cuarenta y siete años para que un Papa viniera a visitar a Santa María de Guadalupe en el Tepeyac, y 23 más para que el Patriarca de América Juan Diego fuera canonizado. Ello ha contribuido a que los mexicanos y la Iglesia entera tomemos conciencia más que nunca antes de la trascendencia salvífica del Acontecimiento Guadalupano. Ahora sabemos que la mitad de los católicos vivimos en el continente americano... Ahora se invoca en los cinco continentes del mundo a Santa María bajo su advocación de Guadalupe… Ahora comenzamos a percibir porqué todos los santos y santas mexicanos –más de treinta– han sido guadalupanos… Y porqué el Beato Papa Juan Pablo II vino cinco veces a tierras guadalupanas. Y porqué San Josemaría Escrivá vino desde Roma a rezar durante nueve días, de rodillas, el Rosario completo delante de Ella para pedir por la Santa Iglesia… Vamos descubriendo cada vez con mayor hondura la entrañable historia guadalupana… Continuemos por ese camino… No pensemos que es una caricatura, una leyenda, un invento humano… No: es un acontecimiento salvífico de trascendencia universal. _______________________________________________ 1 Cfr. Carta Pastoral de la Conferencia del Episcopado Mexicano Del encuentro con Jesucristo a la solidaridad con todos, n. 17-18. México, 25 de marzo de 2000. 2 Cfr. Ibid, n. 18. 3 Beato Juan Pablo II, Exhortación Apostólica Postsinodal Ecclesia in America, n. 11. México, 22 de enero de 1999. 4 Cfr. Beato Juan Pablo II, Discurso inaugural a la IV Conferencia General del Episcopado Latinoamericano, n. 24. Santo Domingo, 12 de octubre de 1992. 5 Cfr. Nican Mopohua, n. 26, escrito en la segunda mitad del siglo XVI por el cultísimo indio Antonio Valeriano; Cfr. Epístola de San Pablo a los Gálatas 4, 4. 6 Cfr. Paul Badde, Maria Von Guadalupe, Ullstein Buchverlage GmbH, Berlin 2004. Traducción de Pedro V. Escobar Illanes, S. J. La morenita. Cómo la aparición de la Virgen configuró la historia universal, Editorial Obra Nacional de la Buena Prensa, A. C., 4ª. Edición, México 2011, pp. 229-35. El autor (1948) trabajó desde 1980 para el Frankfurter Allgemeine Zeitung (Periódico Universal de Frankfurt, uno de los mejores de Alemania). A partir del año 2000 es redactor del periódico Welt, primero como corresponsal en Jerusalén y actualmente en Roma, en el Vaticano. 7 Paul Badde, La Morenita, pp. 65-66. 8 Paul Badde, La Morenita, p. 165. José Luis Guerrero ha sido pionero en el estudio histórico científico del Acontecimiento Guadalupano, con tres de sus obras In Xóchitl in Cuícatl. Flor y Canto del nacimiento de México; Los dos mundos de un indio santo; y Nican Mopohua, intento de exégesis. Actualmente, ya anciano, es Canónigo en la Basílica de Guadalupe.


“Has de saber que mis caudales y tesoros están cercados de espinas, basta determinarse a soportar las primeras punzadas, para que todo se trueque en dulzuras” (Santa Brígida)

8

EL CÓDICE GUADALUPANO Mensaje para 2 culturas

La Imagen de la Virgen María de Guadalupe nos ayuda a entrever la maravilla de la inculturación que hizo Dios a nuestro pueblo, a través de la Santa Imagen de la Virgen se unieron dos culturas y hemos de tener presente que las naciones indígenas se comunicaban con imágenes y signos codificados. Importancia de la fecha de aparición. En el año de la aparición de la Virgen de Guadalupe, 1531 llamado en Náhuatl “Año Matlactli ihuma yei Acatl”, que quiere decir “Año 13 carrizo” abarca del 2 de febrero de 1531 al 1 de febrero de 1532. El anterior regreso de Quetzalcóatl sucedió en 1519 a la llegada de los españoles y en 1531 con la conjunción de Venus, Quetzalcóatl tendría la plenitud de la trecena de días y la trecena

de años, para el Tenochca, el número “13” es el número perfecto lleno de plenitud. Es el nacimiento del Sol. Pintura. Por encargo del arzobispo de México Don Manuel J. Rubio y Salinas Miguel Cabrera, explica que la imagen contiene 4 tipos de pintura: Al Óleo en Cabeza y Manos. Al Temple en la túnica, el ángel y nubes. Al Aguazo en el manto y Pintura Labrada al Temple en el campo y rayos. Lo que hasta 1531 nadie lo había usado o imaginado. El erudito alemán Richard Kuhn en 1938 a petición del Dr. Ernesto Sodi Pallares, dictaminó que la pintura no tiene colorantes de tipo mineral, vegetal o animal y que en el siglo XVI no se conocían los colorantes sintéticos. ¡Sorprendente!. En la Tilma del pobre indígena Juan Diego, pinceles que no son de este mundo dejaron plasmada una “imagen dulcísima”, en estos términos lo describió el Papa Pío XII.

Rostro de la virgen. Su rostro no es español ni indígena, sino mestizo; de una joven de alrededor de 16 años; es una noble profecía realizada al fusionarse las dos culturas. En 1531 no había jóvenes mestizas de esa edad; su rostro moreno arrulla a esos nuevos niños; es símbolo de toda la raza cósmica. En sus ojos se cree percibir el palpitar que da vida y que nos comunica todo su amor. Entre los indígenas, mirar de frente era ofender, por eso nos mira con respeto, con la cabeza inclinada que significa en náhuatl “Itla toloa”.Nos dice que no somos sus esclavos, que siempre está pensando en nosotros y que nos ama.

Los Tepétis que están en las mangas de la Túnica podrían ser un códice Tenochca en escala y que sobreponiendo un mapa de la ciudad de México, se observa al lado izquierdo en el oriente al Ixtacihuatl = mujer blanca y al derecho al Popocatepetl = cerro que humea. Cinta (vestimenta de la mujer noble). La cinta o faja negra en la cintura es significado de embarazo. Las mujeres indígenas se ceñían con su chincuete o cueitl (falda) arriba de la cintura, para dejar libre el abultamiento del vientre. La cinta terminada en ángulo y cayendo por delante, asume todo el pensar Tenochca, de ceñirse así los dioses y diosas. Y es un símbolo de fin de ciclo.

Ojos de la virgen. Por medios científicos del uso de las técnicas más modernas de computación digital, el Dr. J. Aste Tönsman descubrió la presencia de 13 personas en ambas córneas de los ojos de la Virgen. El pequeño diámetro de las córneas y el burdo material del Ayate, hacen imposible pintar estos detalles por la mano del hombre. En sus tiernos y amorosos párpados refleja el palpitar de la vida. Ovalo. En el cuello se encuentra un óvalo idéntico al de las estatuas de los dioses que lo portan sobre su pecho, como su propia alma que les da la vida, circundado por una raya negra y en medio tiene una cruz de color negro. La cruz recordaría el Nahuiollin, el cuarto movimiento que produce el sol, máxima energía de los Anahuacans. La cruz negra recordaría a Quetzalcóatl, que se convirtió en hormiga negra para obtener el maíz que poseía la hormiga roja en Tonacatepetl, cerro del sustento y así se creó la quinta humanidad formada por Quetzalcóatl que dio su sangre para amasar el polvo de los huesos traídos del Mictlán. Los sacerdotes Tenochcas y Mayas se pintaban de negro, esto puede indicarnos que un sacerdote dio su vida para que la humanidad tuviese vida para siempre. Esto nos recuerda el sacrificio de Cristo, que derramó su sangre por todos nosotros.

Tepetl (cerro, piedra, ciudad). Tienen la forma de Cara-Corazón y en su perfil la forma de volutas del hablar y del cantar como aparece en los códices, significando que está dando un mensaje universal para la humanidad. Representa el Tepeyac = Tletalhtoltepec o Tlecuicatepec, que quiere decir: en el cerro del hablar o el cantar nuevo divino, que tenía lugar cada 52 años. El tépetl tiene 5 direcciones: Oriente, Occidente, Norte, Sur y el Cenit que está en el centro, formando la quinta dirección. Manto (de color azul – verdoso). El azul del manto adornado de estrellas, representa el cielo. Tiene 46 estrellas de 8 puntas cada una y con el centro darían el número 9; que en Tona/ lpohualli indígena hace referencia al “Nacimiento de Quetzalcóatl, en el 9 viento allí donde se ve la mano”. Científicamente las estrellas del manto se encuentran en la posición del firmamento del día 12 de diciembre de 1531, según el programa de computación Distant Suns, que estudia la posición de los astros. Coincide con el nacimiento del Sol y el regreso de Quetzalcóatl.

Flor de cuatro pétalos. Para las culturas indígenas ésta flor a la altura del vientre indica: los cuatro puntos cardinales, las cuatro estaciones del año, 4 épocas pasadas; esperando “El regreso de Quetzalcóatl”, el quinto Sol en plenitud (año 13 Acatl y conjunción de Venus), que coincide con el solsticio de invierno de 1531. También vieron en esta flor el símbolo de Omeyocan (la morada de Dios: Padre y Madre), que señalaba para el indígena, que la Virgen traía consigo el Nacimiento de Cristo. Madre del Niño sol que lo trae para que aquí nazca, alumbre y de vida.

Luna. La Virgen está de pie, dando un paso sobre la Luna. Toda Ella es un Sol, que danzando fertiliza y produce la vida de las diferentes estaciones. La Luna alude al nombre de “México – Tenochtitlan”, con una nobleza no esclavizante que da el sexto sol al pueblo Mexica. Significado en Náhuatl de México: Me tztli = Luna; Xi Cali = Ombligo o Centro; Co = en (partícula locativa). Todo esto para decir “El Ombligo de la Luna” Zapatilla. La punta de la Zapatilla derecha de la Virgen aparece sobre la luna, su color es similar al de la túnica. Angelito. Este angelito podría ser un guerrero-águila (Cuauhtli – Ocelot) perteneciente a los ejércitos del sol y representa al pueblo del sol. Tiene alas de águila, el ave que volaba más alto; símbolo de la fundación de la Gran Tenochctitlan (el águila devorando una serpiente). Sus manos hacia arriba, tal como representaban los indígenas a los dioses, con una mano sostiene el manto y con la otra la túnica, con esto comunica a la tierra con el cielo y es el símbolo de San Juan Diego Cuauhtlatoatzin (El Señor que habla como águila). “El hombre fiel y verdadero” quién nos enseña “El camino que lleva a la Virgen Morena del Tepeyac” palabras del Papa Juan Pablo II. Los colores de su plumaje y túnica, son colores semejantes a los del atuendo de la Santísima Virgen de Guadalupe.

Guadalupe. La estatura de la Virgen en el ayate es de 143 centímetros y representa a una joven cuya edad aproximada es de 18 a 20 años. La posible etimología del significado en Náhuatl según el P. Mario Rojas es la siguiente: Tle = Fuego; Cuauhtli = Águila (Sol); Tlapcupa = Oriente (Región de la Luz); Ehua (euh) = Levantarse Proceder. (Tle) – Cuauh –tlacup euh = La que viene de Oriente como el Sol o la que procede de oración, para pedir por nosotros a Cristo Jesús, su hijo amado. Sus manos significan amparo y protección. Se cree que está haciendo casita, aludiendo a “Su casita sagrada del Tepeyac”, la fundación de una nueva nación, la fusión de dos culturas. Una es ligeramente más grande que la otra y más morena una que la otra.

Pelo de la virgen. Es de pelo suelto, de raya en medio, usado así por las doncellas vírgenes, ya que las indígenas casadas lo usaban con dos colitas entrelazadas a los lados.

Flor de 8 pétalos. Hay 8 flores de 8 pétalos; que son conjunciones del Sol y Venus, que coincidían cada 104 años solares equivalentes a 65 años venusinos. Tanto el año sagrado de 260 días, el año solar de 365 días y el año de Venus de 584 coincidieron con la llegada de la Virgen Santa María de Guadalupe y con el 12 de diciembre de 1531 el hombre y el universo se encontraban para empezar de nuevo.

Ayate (Tilma). El ayate de Juan Diego al parecer está hecho de “Ixtle”, fibra de maguey, mide 1.68 x 1.05 metros, su textura abierta es la menos adecuada para ser pintada. Pese a que la Sagrada Imagen estuvo sin la protección de un cristal más de 116 años, son pocos los deterioros que sufrió; sobresalen huellas del bastidor y del ácido derramado de su lado izquierdo.

Cabellera del angelito. Una característica de los “macehuales” (gente del pueblo), era rasurarse la cabeza lo que significaba “Ser merecido de la sangre de Dios”. Los recién bautizados en aquel entonces, eran rasurados por algunas órdenes religiosas. Para distinguir las clases sociales, los indígenas se rasuraban la cabeza en diferentes estilos. Nubes. Para los Tenochcas, las nubes que rodean a la imagen, las asocian con la elevación del espíritu y que anuncian lo divino, “La llegada de la Nueva Era” en la que Ometéotl desciende a México, donde “El Verbo se hizo carne y habitó entre nosotros”; efectivamente “La llegada de Cristo Jesús hijo de Dios”. Estas nubes también podrían representar al lago de Tenochtitlan. Rayos del sol. Ubicados entre un aura luminosa que rodea a la Virgen, como que salen de su vientre anunciando la llegada de Cristo Jesús, el Hijo de Dios. Para los Tenochcas el “ollin Tonatiuh” (Sol en movimiento), la Virgen lo irradia para bien de todo lo creado. Los rayos en forma de flecha se relacionan con la elevación y la espiritualidad; los rayos ondulados con Quetzalcóatl (serpiente) rayos de Venus. Boca. La boca de la Santísima Virgen se encuentra pintada sobre un defecto del ayate y no obstante, es anatómicamente perfecta. Es pequeña y parece iniciar una leve y tierna sonrisa. Manos de la Virgen. Con las manos así de juntas, está en constante

Túnica de la Virgen. La túnica es de color rojo-rosado y representaría a la tierra, contiene figuras dibujadas en color oro, que es el metal divino, es un mensaje divino con flores entre las que se encuentran 9 arreglos florales, que pueden significar 9 pueblos que salen de Aztlán para fundar la gran Tenochtitlán, según narra el códice de 1576, Tiene un sobrante de tela ribeteada por un galón en dorado y hay una similitud con el manto que en sus extremos sujeta el ángel y que significaría la unión de la tierra-túnica, cielo-manto. Jeroglíficos de la túnica. Los tallos de los arreglos florares nacen del manto de la Virgen (lo que significaría el Cielo), según lo pintan los Tenochcas lo que significa un Río que surca los campos para regarlos, producir alimentos y dar vida. Las hojas y flores que salen del tallo-rio es el jeroglífico nuevo Atl-Tlachinolli “Agua Quemada”, una de las metáforas de la guerra, este jeroglífico asume todo su pasado, porque allí surge un pueblo nuevo guiado por María, que es la madre de Ometéotl, triunfadora de la guerra que no destruye. El tallo tiene una flor en botón, que significa la insistencia del mensaje y remata con una gran hoja en forma de Tépetl. La túnica tiene 5 clases de flores: Una de 4 pétalos, la de más importancia y que representa al Niño-Sol; Ocho flores de 8 pétalos, que representan la conjunción del Sol y Venus; Tres Flores en botón; Flores que están naciendo del borde de los Tépetis y Flores que representan a Venus.

Tomado del Periódico: El Ayate Guadalupano, Director General: Mons. Diego Monroy Ponce.


“Ganas más en un cuarto de hora de adoración en la presencia de Jesús Sacramentado que en todos los demás ejercicios espirituales del día” (San Alfonso María de Ligorio)

9

Año de la fe Encuentros Decanales

“Cristo está vivo y en Él está puesta toda nuestra fe” (Francisco Moreno Barrón)

El recorrido que realizó nuestro Obispo Francisco Moreno Barrón por la Diócesis en cada uno de los 7 decanatos: Apizaco, Zacatelco, Huamantla, Calpulalpan, Nativitas, Santa Ana y Tlaxcala, estuvo lleno de muchas manifestaciones de fe. En todos los decanatos hubo alabanzas, porras, marchas por las calles con pancartas y momento de convivencia. Nuestro Obispo siempre estuvo cercano a la gente, pues ama profundamente a su pueblo. Sacerdotes, religiosos (as) y laicos acudieron al llamado de su pastor, atentos escucharon cada una de sus palabras, siempre con tono motivador y alegre. Todas estas reuniones se realizaron después de las tres de la tarde en las sedes de los respectivos decanatos; a pesar de las distancias los fieles de las parroquias se organizaron para rentar autobuses o compartir sus autos, en todos estos encuentros se sintió un ambiente fraterno. Estas clausuras tuvieron un orden que fueron variando según la organización de cada decano, en todas ellas hubo oración, un momento de compartir experiencias entre parroquias y un espacio de iluminación por algún sacerdote, teniendo como tema central “El Catecismo de la Iglesia Católica”. Todas las parroquias representadas por el secretario del Consejo de Pastoral, pasaban a compartir los avances del trabajo pastoral que se está realizando en cada una de las comunidades parroquiales, el Señor Obispo animaba a seguir el trabajo realizado y también comentó que todavía hace falta mucho por trabajar. Nuestro Obispo, en las Eucarísticas profundizó sobre el tema de la fe y esto es lo que compartió en los decanatos: “La Eucaristía es un encuentro con Cristo que se nos manifiesta a través de su Palabra, de la fracción del Pan y de cada uno de nuestros hermanos. Este Cristo es Dios hecho hombre, es nuestro Señor y Salvador, en quien está puesta nuestra fe. En su homilía en el decanato de Apizaco y tomando como referencia un fragmento del libro de los Hechos de los apóstoles, recordó de qué manera durante 40 días Jesús se les manifestaba a sus discípulos vivo y resucitado a su naciente Iglesia para que se

convencieran de que Él estaba vivo. Con estas palabras y a manera de meditar nuestro actuar dijo: “Cristo está vivo y en Él esta puesta toda nuestra fe, es el centro de nuestra fe, la vida de la Iglesia tiene que ser un retrato de Jesús resucitado. Los que nos rodean en nuestras parroquias, ¿Cómo nos ven? ¿Alegres? ¿Convencidos de nuestra fe? ¿Proyectando nuestra fe a nuestra vida diaria? ¿Con una congruencia entre lo que creemos y la manera como vivimos? ¿Nos ven felices como católicos? ¿Nos ven cumpliendo con alegría los mandamientos? ¿Nos perciben unidos en el amor? ¿Nos perciben solidarios con los más necesitados? ¿Somos una Iglesia de la resurrección o somos una Iglesia del dolor y de la muerte? Cristo a penas estuvo unas cuantas horas clavado en la cruz, pero lleva veinte siglos resucitado en medio de nosotros, por eso nosotros tenemos que mostrar ese rostro resucitado, glorioso de Jesucristo a todos los hombres que nos rodean”. “Si muchos no le han abierto su corazón a Jesús es porque quizá, nosotros no hemos sabido comunicar al verdadero Jesús. Jesucristo quiere ser conocido, aceptado a través de nuestro testimonio de vida, nosotros la Iglesia no vivimos para nosotros mismos, vivimos para los demás para llevar el anuncio gozoso de que Cristo está vivo y resucitado. Agregó: que cada una de las parroquias que conforman esta Diócesis de Tlaxcala, tienen que ser un Evangelio viviente y por lo tanto debemos vivir nuestra vocación de discípulos y misioneros de Jesús, renovando todos los días ese encuentro con el Señor, a través también del conocimiento de las Sagradas Escrituras y del Catecismo de la Iglesia Católica, todos como hermanos en el seno de la Iglesia de Cristo”. Nuestro Obispo también subrayó que ahora como discípulos y misioneros debemos de compartir esta experiencia con los más cercanos, con nuestra familia inicialmente y después con nuestros vecinos, en nuestro campo laboral; recordó que mucha gente está hambrienta de Jesús y quiere fortalecer su fe, pero sin duda alguien debe emprender esa tarea de anunciar a Jesús y contagiar a todos los que nos rodean, siendo ésta una tarea de todos. Otro elemento importante que el Señor Obispo agregó en sus homilías era el hecho de no solo se ha de compartir la doctrina de la Iglesia, sino hacer evidente nuestro cambio de vida con los demás, dando testimonio de una conversión verdadera, integrándonos a esta misión que no solamente es de unos días sino que tiene el carácter de permanente. En uno de los decanatos también enfatizó lo siguiente: “Algo que no puedo dejar de decirles hermanos, es que la Iglesia que formamos desde nuestro bautismo,


10

“El tiempo que emplees con devoción delante del Divinísimo Sacramento, será el tiempo que más vale en esta vida y consolará en nuestra muerte y en la eternidad” (San Alfonso María de Ligorio)

Encuentros Decanales es la única fundada por Cristo, Él no fundó más que una Iglesia, hoy en día han surgido muchísimas más y cada día se multiplican, pero toda la rama protestante que se separó de la Iglesia con Lutero, Calvino, Engels… se ha ido subdividiendo y ahora hablamos de miles de grupos religiosos que en muchas ocasiones se han convertido en organizaciones financieras, que es toda una estrategia mercantil. Pero no se dejen engañar, Jesús fundó una sola Iglesia bajo la autoridad de Pedro y de los doce apóstoles, hoy bajo la autoridad del Papa y de los Obispos.” Nuestro pastor diocesano también enfatizó que la fe no puede ser moldeable a los gustos y caprichos de unos cuantos y dijo: “La Iglesia católica tiene el derecho y el deber de cuidar el depósito de la fe, esta fe que se ve tan amenazada. Muchos quisieran una Iglesia Católica light, una fe light, acomodaticia, que le caiga bien a todo mundo, que la Iglesia no diga cosas que le puedan caer mal a los homosexuales o cosas que les puedan caer mal a los que cometen injusticias, o no quieren que ilumine con la palabra de Dios las realidades temporales de la política, ni de la economía, quisieran ver a la Iglesia y a la fe encerradas entre cuatro paredes, pero esto no va a ser posible.” Hizo un fuerte llamado a todos los que formamos la Iglesia de esta Diócesis a ser protectores de esa fe que nos heredó Cristo y a ser coherentes con la Palabra de Dios.

Al final de todas estas clausuras se realizaron breves convivencias en las que las parroquias anfitrionas compartieron algo sencillo pero de corazón, posteriormente regresaban a sus lugares de origen, ya entrada la noche.

mantiene. Ahora vivo con mayor intensidad la Eucaristía, busco espacios para la oración, mi trabajo pastoral lo realizo con más confianza y alegría. Hoy en día me esfuerzo para que mi forma de vivir ayude a otros a acrecentar su Fe.”

Nos dimos a la tarea de realizar la siguiente pregunta a laicos asistentes a estas clausuras, sobre cómo vivieron el Año de la Fe y esto es lo que nos comentaron: Reyna Pérez del Decanato de Tlaxcala dijo: “En el momento en el que se declaró un Año de la Fe, me inquietó el por qué. Leí alguna información acerca de lo que se pretendía y me di cuenta de que en verdad estábamos viviendo un tiempo de indiferencia ante la Fe, me propuse al menos participar de forma más activa en cada una de las actividades que se realizaran y las celebraciones a las que acudía trataba de vivirlas con mayor fe. Creo que Dios me ayudó a vivirlas como tal, pues en lo personal fue un año lleno de retos, de dificultades familiares y personales, perdidas de seres queridos, de trabajo, en fin. Fue donde a pesar de los malos ratos, las dificultades, me abandoné en las manos de Dios. Con confianza absoluta, oración y aunque a veces sentía que no podía más solo pedí a Dios fortaleza para no caer más. Por un momento pensé dejar el grupo, el trabajo pastoral que hago, la misa… pero comprendí que es lo que me fortalecía y hasta el momento me

La Señora Lucía del Decanato de Calpulalpan también nos compartió lo siguiente: “A pesar de que estamos involucrándonos en las cosas de la Iglesia, sinceramente no hemos depositado todavía toda nuestra fe en Dios, pero estamos tratando de ser mejores; considero que mi vida antes de conocer a Cristo era caótica, tenía muchos problemas pero hoy, mi familia ya tiene una mejor calidad de vida. Yo les hago la siguiente invitación a todos los que leen este periódico. Quizá mucha gente nos ha hablado de Dios, nos han invitado a retiros, a nuestros niños al catecismo, a integrarnos en algún servicio de la Iglesia, etc. pero muchos somos bien indiferentes, a todos ellos les digo y comparto el mensaje de nuestro Obispo: depositen su fe en ese Cristo vivo del que él nos ha hablado mucho.

DECANATO DE TLAXCALA

tema. Al concluir esta actividad, nuestro Obispo Don Francisco Moreno Barrón, quien estuvo desde el comienzo de la clausura, comentó lo siguiente: “el estudio del Catecismo y nuestra formación permanente nos tiene que llevar a una experiencia más viva y personal con Dios”. Hizo también un recuento del camino pastoral que hemos seguido como parroquias y decanato, desde la vista pastoral y la inauguración del Año de Fe, llegando al momento de la clausura decanal, exhortando a prepararnos para vivir con mayor gozo la próxima Asamblea Diocesana y la clausura Diocesana del Año de la Fe en nuestra Diócesis.

“Abramos el corazón a Cristo y hagamos un acto profundo de Fe, en Jesús Dios y Hombre Verdadero” L.E.E. Lilian Mireya Romano Rodríguez Basílica de Ntra. Sra. de Ocotlán, 28 de noviembre de 2013.- A las 15:00 horas con alegría y júbilo, en el Santuario de Ocotlán se dieron cita laicos, religiosas y sacerdotes provenientes de las diferentes parroquias del Decanato de Tlaxcala (San Juan Huahuctzinco; San Francisco Tepeyanco; Santa María Acuitalpilco; Ntra. Sra. de Ocotlán; Ntra. Sra. del Asunción, Catedral; San Juan Bautista, Totolac; San José Tlaxcala; San Nicolás de Bari, Panotla; Ntra. Sra. de Guadalupe, La Loma; Cuasiparroquias de Santa María Ixtulco y Ntra. Sra. del Sagrado Corazón La Joya, para festejar como hermanos la clausura del “Año de la Fe”. El Padre Cristóbal Gaspariano con entusiasmo dirigió la animación y la oración inicial, en seguida representantes de las diversas parroquias, pasaron a compartir los frutos de sus asambleas parroquiales así como los obstáculos que van superando y las acciones que con esperanza y amor van construyendo, un mejor rostro de Iglesia. Posteriormente el Padre Virgilio Villada, iluminó el momento con el tema “El Catecismo de la Iglesia Católica”, donde nos recordó la estructura principal del mismo y destacó que, “nadie ama lo que no conoce”, manifestó la importancia de que como laicos conozcamos a profundidad esta herramienta, clave para la acción evangelizadora personal y para nuestros quehaceres pastorales. Posteriormente por equipos se hizo un análisis de la realidad para después hacer una resonancia del

De esta forma se desarrollaron los encuentros decanales del Año de la Fe, en las que se involucraron todos los integrantes de la pastoral, donde el mensaje principal fue seguir los pasos de Jesucristo, nuestro Salvador.

Después siguió la Eucaristía, en la homilía Mons. Francisco nos recordó que “no hay una sola persona por la que Jesús no haya derramado su sangre preciosa y que no hay un Cristo sin cruz” por eso debemos corresponde a tan grande amor, pues “nuestra fe es maravillosa, ya que está puesta en nuestro Dios, que vive resucitado de muchas maneras, pero que también quiere verse vivo y resucitado en medio de su Iglesia” nos invitó a reflexionar “Yo quisiera que nos preguntemos: ¿Cristo es un retrato a colores? ¿Es una presencia viva? ¿Lo podemos reconocer en su Iglesia de esta manera? ¿En nuestro decanato y parroquia se manifiesta vivo y resucitado Jesús? ¿Se vive de tal manera la fe que, muchos o todos alrededor pueden decir que Jesús está presente y vivo dentro de nosotros? O a veces ¿Estamos dando la apariencia de un Jesús enfermo, muerto o triste?.. Que tremenda responsabilidad… Jesús podía haber hecho las cosas de otra manera y lograr que nadie se le resistiera y que todos le abrieran su corazón; pero Él, ha querido ponerse en nuestras manos, en las manos de la Iglesia; de nosotros depende que Jesús sea conocido como el enviado del Padre y que muchos más le habrán también su corazón…” Nuestro Obispo también dijo: “Hoy al concluir este


“Es el amor lo que da precio a todas nuestras obras; no es por la grandeza y multiplicidad de nuestras obras por lo que agradamos a Dios, sino por el amor con que las hacemos” (San Francisco de Sales)

encuentro decanal reavivemos nuestro compromiso de discípulos y misioneros de Jesús, conozcámosle a través de su Palabra, en la Eucaristía y con nuestros hermanos. ¡Encontrémonos frecuentemente con Él… ¿Cómo? Conociéndolo a mayor profundidad, creciendo en nuestra relación de amor con Él y transformándonos por Cristo en nuestra Iglesia como hermanos. No podemos dejar de anunciar lo que arde en nuestro corazón con nuestra palabra y con el ejemplo, hemos de darle vida a nuestra misión permanente en nuestras parroquias, misma que ha de ser tarea de todos. Tenemos que vivir para los demás y compartir lo más valioso que tenemos: a Dios Nuestro Salvador”… Al concluir la Eucaristía, en una pequeña convivencia, se estrecharon los lazos de amistad entre las diferentes parroquias, al sonido del mariachi que la amenizó. Este encuentro del decanato de Tlaxcala, finalizó aproximadamente a las 21:30 horas en un ambiente de fraternidad y alegría, con una fe más firme y renovada.

11 Encuentros Decanales

Francisco Moreno Barrón, el Padre Felipe Cuamatzi Cano como decano dio la bienvenida a sacerdotes y fieles de las 10 parroquias que comprende el decanato. La oración fue dirigida por el Padre José Luis Ramos y se continuó con una animación por parte del grupo musical del Padre José Sánchez, para motivar a la comunidad. Durante el encuentro cada parroquia dio a conocer su FODA (fortalezas, oportunidades, debilidades y amenazas), más adelante el Padre Agustín Cuamatzi habló sobre el catecismo de la Iglesia católica. El Señor Obispo felicitó a las parroquias por el trabajo realizado a través del Año de la Fe y dio a conocer que la clausura del mismo sería el 25 de noviembre, con una solemne Eucaristía, acompañados del Nuncio Apostólico Don Christophe Pierre, en el Seminario. Finalmente Don Francisco pidió a los sacerdotes que sean pastores con olor a oveja, e invitó a los feligreses a cuidar y orar por los sacerdotes, este encuentro finalizó con una pequeña convivencia.

DECANATO DE ZACATELCO • Ni el frio ni la lluvia impidió que más de 1000 personas celebraran su Fe Omar Atonal Salazar Tlaltepango, Tlaxcala, 4 de noviembre de 2013.Con motivo del Año de la Fe, se llevó acabo el encuentro decanal de Zacatelco en la Vicaría de Cristo Resucitado Tlaltepango, de San Pablo del Monte, el evento inició alrededor de las 3:30 ya que una intensa lluvia impidió que iniciara a las 3:00 como estaba programado. Al inicio el Padre Palemón Miguel Piedras Nájera como decano dio el discurso de bienvenida, el cual fue leído también en la lengua náhuatl tomando en cuenta que es la lengua nativa del decanato y de la Diócesis. Posteriormente se expusieron las metas y actividades para el año 2014 de cada parroquia, nuestro Obispo escuchó a los representantes de cada parroquia. A continuación la asamblea se dividió en tres grupos: jóvenes, niños y adultos, para que en cada grupo se desarrollara un tema relacionado con el Año de la Fe, tomando como eje el Catecismo de la Iglesia Católica; al finalizar estas ponencias dos integrantes de cada grupo dieron sus conclusiones y se dio paso para que nuestro Obispo dirigiera un mensaje a la asamblea, en el cual saludo y animo a todos los participantes para seguir esforzándose en la vivencia de su fe, anunció además que el 25 de noviembre sería la clausura del Año de la Fe a nivel diocesano con presencia de nuncio apostólico.

DECANATO DE SANTA ANA Erikita Tlapapal San Francisco Tetlanocan, 30 de octubre del 2013.Dando las tres de la tarde y teniendo como sede el auditorio municipal, inició el encuentro decanal de Santa Ana. Entre aplausos se recibió al Señor Obispo Don

En seguida pasamos a la celebración Eucarística, durante su homilía nuestro el Señor Obispo mencionó que no era una coincidencia que el Evangelio hablara de Cristo Resucitado en ese día y que por eso mismo era momento de reflexionar como se encontraba nuestra fe en cada parroquia, ya que era tiempo de reavivarla y de anunciar la Buena Nueva, no de forma proselitista sino por contagio, invitando a nuestros demás hermanos a vivir en comunión con Cristo Resucitado.

Al término de la celebración el Padre decano a nombre de todo el decanato agradeció la presencia de Don Francisco y le entregó una pieza de talavera en memoria de este encuentro, a cada parroquia se le entregó también un pieza de talavera con este mismo motivo. Para finalizar este encuentro se tuvo una convivencia con música y antojitos mexicanos ofrecidos por los habitantes de la comunidad.


12

“No podemos hablar, hasta que no escuchamos.... Cuando tengamos el corazón tranquilo, la boca hablará y la mente pensará” (Madre Teresa)

FRATERNIDAD SACERDOTAL Felicidades a los hermanos sacerdotes que en este mes celebran su cumpleaños

¡Dios los bendiga!

Hugo de la Rosa Flores 27/12/1987 Párroco en San Agustín, Tlaxco Alejandro Hugo Hernández Hernández 27/12/1987 Párroco en San Miguel, Apizaco Carlos Meza Juárez 27/12/1987 Párroco San Ildelfonso, Hueyotlipan

Orlando García Flores 1/12/1972 Cuasi párroco en Ntra. Sra. de Guadalupe; Juárez, Huamantla

Virgilio Morales Sánchez 27/12/1987 Párroco en San Bernabé, Amaxac

Lucio Cahuantzi Meza 6/12/1961 Párroco en San Miguel, Tenancingo

Plutarco Sosa Lopez 28/12/2003 Párroco en San Juan Bautista Atlangatepec

Alfredo Tzompantzi Tecuapacho 8/12/1982 Estudiante en Roma

Humberto Tejeda Chetla 28/12/2003 Vicario en San Pablo del Monte

José Osorno Carrasco 14/12/1958 Párroco en Ntra. Sra. del Carmen, Chiautempan

Eduardo Velázquez Vázquez 29/12/1991 Diacono permanente

Rolando Corona Eliosa 17 /12/1972 Párroco en Ntra. Sra. de la Paz, Col. Espejel; Calpulalpan

FELICIDADES A LOS PADRES QUE ESTE MES CELEBRAN 25 AÑOS DE SACERDOCIO

Plutarco Sosa López 19/12/1974 Párroco en San Juan Bautista, Atlangatepec

Tomás Martínez Cuevas 27/12/1988 Párroco en San Francisco, Tepeyanco

Tomás Martínez Cuevas 21/12/1963 Párroco en San Francisco de Asís, Tepeyanco

Lucio Cahuantzi Meza 27/12/1988 Párroco en San Miguel, Tenancingo

J. Jesús Benítez Rodríguez 24/12/1981 Vicario en Santiago, Altzayanca

Victorino Osorno Osornio 27/12/1988 Vice-rector del Seminario Menor

Gastón Urriola López 28/12/1969 Párroco en La Inmaculada Concepción, Calpulalpan Gerardo Galán Coyotl 31/12/1945 Rector de Santa Cruz Quilehtla, Teolocholco FELICITAMOS A LOS PADRES QUE CELEBRAN UN AÑO MÁS DE ORDENACIÓN SACERDOTAL Feliciano Lara Eliosa 08/12/1982 Párroco en San José, Tlaxcala Juan Cruz Plasencia Fonseca 18/12/1948 Rector en la capilla del Carmen, Apizaco Ranulfo Méndez Flores 25/12/1971 Párroco en Ntra. Sra. de Guadalupe, Ixcotla Elpidio Pérez Portilla 25/12/1974 Párroco en Sta. Inés, Zacatelco Donato Zempoalteca Briones 25/12/1974 Párroco en Sta. Cruz, Tlaxcala

El día sábado 16 de noviembre falleció el Padre Romualdo Torres Chocolat. Descanse en Paz


13

“Los triunfadores simplemente están dispuestos a hacer lo que los perdedores nunca harán ”

EL CAMINAR DE LA DIÓCESIS DE TLAXCALA Parte II Mons. Enrique Ruiz Delgado Continuando con el artículo del mes de noviembre, mencionaré el trabajo que se ha venido desarrollando en la Diócesis con nuestro tercer Obispo. Don Francisco Moreno Barrón Después de año y medio sin obispo, el 28 de marzo de 2008 el Papa Benedicto XVI nombró como Obispo de Tlaxcala a Don Francisco Moreno Barrón, hasta entonces Obispo Auxiliar de Morelia, quien tomó posesión de la Diócesis el 28 de mayo de 2008.

Una sincera y profunda conversión, desde el Obispo, los sacerdotes, religiosos, religiosas y laicos, para vivir la unidad en el amor, “Que todos sean uno” es como reza el lema de su escudo episcopal. Ofreció una restructuración a fondo de la Diócesis para hacer de ella la Diócesis más hermosa del mundo, así como ser el buen Pastor que viene a evangelizar, santificar y guiar a esta porción de la Iglesia de Jesucristo.

Inmediatamente se dio a la tarea de iniciar su labor pastoral en un encuentro con el Presbiterio de la Diócesis en la que propuso a los sacerdotes, ser el Obispo y herDesde su saludo inicial en la toma mano dispuesto a escuchar y ayude posesión delineó las caracte- dar ante la realidad personal para rísticas de su actividad pastoral: responder con lealtad a la voca-

ción recibida del Señor, invitó a reestrenar el sacerdocio personal, brindó confianza, pidió sinceridad y apertura para superar cualquier situación, por difícil que fuera y que estuviera impidiendo la santidad. Realizó también un encuentro con las comunidades religiosas presentes en la Diócesis, tanto de hombres, como de mujeres y después un primer encuentro por Decanatos con la participación de los Equipos de Pastoral de cada Parroquia; este fue el inicio que dejaba ver la calidad de Pastor que nos había llegado. Sin perder tiempo, con el material recogido en estos encuentros, comenzó lo que había ofrecido: la restructuración y reordenación de la Diócesis, para una mejor pastoral de misión en lugar de una pastoral de conservación

pañera- a fin de que juntos sirvan a Dios en el sacramento, hasta que la muerte los separe. Dios no espera que lo sirvas solo sin compañía, el día de la boda, Él descendió del altar para otorgar incesantemente toda la ayuda que necesitan para cumplir su misión, y por si acaso la amorosa satisfacción de una compañía cordial para toda la vida y para la paternidad no fuese bastante, Dios asegura a los casados “la más grande felicidad terrenal que puede alcanzar el hombre en este valle de lágrimas”, así como la sempiterna felicidad de ambos, junto con sus hijos en el cielo.

EL MATRIMONIO ES UNA VOCACIÓN SAGRADA

George A. Kelly Al hombre casado al igual que a la mujer, les corresponde uno de los mayores dones y oportunidades para hacer el bien; les es posible poseer en la tierra a los seres humanos; en el sacramento del matrimonio, tú has sido llamado por Dios -un llamamiento especial de Él para ti y para tu com-

acorde con las propuestas de la V Asamblea del Episcopado Latinoamericano celebrada en Aparecida, Brasil. En el año 2009 se inició el Plan Diocesano de Pastoral, un trabajo a 10 años y cada año en el mes de noviembre en las Asambleas Diocesanas se va viendo el camino recorrido, los avances y las estrategias que hemos de llevar para que la Diócesis Tlaxcala sea discípula y misionera. Las personas pasan pero sus obras y huella se quedan, demos gracias a Dios por los pastores que nos ha concedido. Y que nuestro paso por este mundo sea para construir en nuestra sociedad un edificio sólido de virtudes y buenas obras.

dos por Dios a una vida especial, si cambian de parecer y se casan, la explicación más probable es que perdieron su vocación; no obstante la vocación de casados es un llamado igualmente divino que el de la vida religiosa. Se les requiere para realizar una tarea diferente: el ser padres y ser mutuamente felices, al mismo tiempo que trabajan por la salvación de las almas confiadas a su cuidado; este sagrado fideicomiso, ya que Dios los ha llamado para confiar este depósito, constituye la mejor vocación para el elegido. El matrimonio no ha de considerarse como un estado de grado inferior en la vida. Es el prescrito por la voluntad de Dios, es el estado que desde toda la eternidad ha previsto Dios para las parejas. Dios dispuso el orden de los sucesos y permitió que se organizara su vida de tal manera que se encontraran providencialmente, sintieran atracción, hasta casarse y formar su propio y único hogar cristiano.

El matrimonio al compenetrarse de estos sencillos principios, proporciona un nuevo y profundo conocimiento íntimo y revelador de las maravillosas potencialidades inherentes al nuevo estado; se descubrirá nueva belleza espiritual en la vida común, se recibirán alegremente los privilegios de la paternidad con nuevo y fervoroso celo, aprenderán a agradecer los Los matrimonios son llamados por Dios para iniciar la dones de la vida y a soportar sus pruebas con una se- creación de un ser humano, para enseñarlo, para desenrenidad que tal vez nunca imaginaron. volver su mente, su carácter, su alma y para conducirlo por la buena senda de la vida en esta tierra y la vida El matrimonio es una vocación eterna después. Dios por su propia voluntad, escogió Uno de los grandes enigmas de la vida es que pocas fiarse de los matrimonios, consideren atentamente este parejas casadas consideran que su estado sea una vo- hecho y miren a su matrimonio como un estado de sincación; si un hermano o hermana quiere ser sacerdote gular nobleza. o monja, nadie duda de que él o ella hayan sido llama-


14

Es feliz quien nada retiene para sí (San Francisco de Asís)

A 50 AÑOS DE LA SACROSANCTUM CONCILIUM Pbro. Lic. Juan Gabriel Pérez Muñoz El 4 de diciembre de este año se cumplirán los 50 años de la promulgación de la Constitución sobre la Sagrada Liturgia “Sacrosanctum Concilium” por parte del Papa Pablo VI. Puede considerarse como el acontecimiento fundamental de la historia contemporánea de la liturgia y como la mejor respuesta al movimiento litúrgico. No es un fruto improvisado, sino una consecuencia madura de estudios doctrinales y de esfuerzos pastorales. El deseo de los Padres conciliares del Vaticano II sobre la renovación litúrgica se ha logrado en gran parte, pero al mismo tiempo ha habido muchos malos entendidos e irregularidades. Para algunos, los males posteriores al concilio se han debido a una equivocada reforma litúrgica, y a que también no se ha llegado a aplicar con integridad esta reforma. Por ejemplo entre los casos equivocados de reforma litúrgica podemos encontrar ciertos cantos, música y gestos que se han introducido en la Eucaristía que nos han llevado a perder la sacralidad de la liturgia. La reforma litúrgica Lo que la liturgia está tratando de buscar ahora es guardar el equilibrio en la celebración de los sacramentos, por ejemplo en la Eucaristía se ha exagerado tanto que hoy en día son muy pocos los que tratan de celebrarla con la finalidad de dar culto a Dios, cuando es la primera finalidad, pero la mayoría de las personas va a la Eucaristía simplemente para cumplir con el precepto del mandamiento de la Iglesia “Ir a misa todos los domingos”, además lo peor todavía es que en otros casos se ha llegado al extremo de querer reducir la Misa a una reunión de amigos, a una mera reunión social, desfigurando de esta manera el centro de la Eucaristía y el centro de nuestra fe, que es el Misterio Pascual de Nuestro Señor Jesucristo. El propósito de la reforma es llevar a un encuentro personal con Jesús presente en la Eucaristía y encontrarnos con Jesús Resucitado. Ha faltado explicar a los fieles la reforma litúrgica. La celebración antes del concilio a la de hoy es bastante distinta, ha faltado explicar a los fieles en qué consisten los cambios y para que se han realizado, ha faltado una catequesis, porque no es que el nuevo rito no exprese la realidad de sacramento, esté nuevo rito expresa mejor la realidad de sacramento que en otros tiempos, el problema es que no se les ha enseñado a los fieles la esencia del misterio y lo podemos ver en los niños que se pre-

paran solamente para la primera comunión y después dejan de ir a la Eucaristía. Se debe buscar que obispos, sacerdotes, laicos y religiosos, entendamos lo que estamos celebrando, al saberlo participaremos activamente de este misterio pascual que sin duda es pasión, muerte pero también es resurrección. Lo más importante es que cada uno de nosotros podamos asistir a la celebración de los sacramentos con la debida disposición interna. Sin duda es urgente que se reavive el genuino y verdadero sentido de la liturgia porque es algo que está en la misma entraña del ser y de la vida de la Iglesia “la liturgia es culto a Dios” y al mismo tiempo debe llevar a los fieles a su santificación. Expresaba el papa Benedicto XVI: “la Eucaristía no es un encuentro sentimental es algo mucho más profundo, es la experiencia en lo profundo de nuestro ser de participar en la vida divina que rompe dentro de nuestro ser las cadenas que nos atan al pecado y a la muerte, porque participamos en ese Misterio Pascual de Cristo muerto y resucitado participamos también de su resurrección al momento de celebrar el sacramento”. Hoy en día es urgente que nosotros los fieles conozcamos el sentido de la liturgia para que podamos vivirla en toda su profundidad, en consecuencia experimentar los beneficios de la liturgia, experimentar la actuación de gracia, la actuación de Dios en nuestro propio ser; en la medida que lo hagamos la Iglesia será más vitalizada, tendrá más vida divina será más nuestra santificación y seremos testigos valientes del Evangelio. Recordemos algunos puntos básicos que nos pide la reforma litúrgica y que desde hace 50 años nos exhorta a vivir en nuestra liturgia:  Acercar la acción litúrgica a los fieles quitando barreras de escalinatas y rejas y poniendo el altar de cara al pueblo.  Potenciar el papel de la asamblea frente al monopolio del presidente. La asamblea debe participar más en las oraciones, en la respuesta al salmo, en las aclamaciones, en el cambio de posturas.  Dar unidad y relieve a la acción litúrgica prohibiendo absolutamente que durante ella se pueda tener otra Eucaristía u otro acto de culto en el mismo espacio de la Iglesia.  Fomentar el canto de toda la asamblea frente al monopolio de la escuela coral y los solistas.

 Potenciar los ministerios diversos frente al único ministerio del presidente: rehabilitar el ministerio del diácono, del acólito, del lector, del salmista, del monitor, del maestro de coro.  Potenciar la estética de la sencillez y de la verdad frente a simulaciones barrocas, puntillas, floripondios y ostentaciones.  Fomentar la inteligibilidad de las palabras frente a los signos puramente mecánicos. Añadir lecturas y moniciones, realizar la homilía los domingos y posiblemente entre semana.  Ensamblar mejor la vivencia del culto con el resto de la vida, trayendo a la misa la realidad de lo que los participantes estaban viviendo en ese momento.  La liturgia de la Iglesia no es propiedad de una persona, ni de una comunidad, sino de toda la Iglesia. Pero, al mismo tiempo, la liturgia debe encarnarse e inculturarse en cada Iglesia o comunidad local. La liturgia acción de y para la Iglesia Otro aspecto básico de recordar es que la liturgia es una acción de la Iglesia y para la Iglesia. El carácter o la dimensión eclesial es intrínseca a la liturgia cristiana. La liturgia es “obra de Cristo sacerdote y de su Cuerpo, que es la Iglesia”. El sujeto de la liturgia es entonces, la Iglesia, el Pueblo de Dios: la Iglesia hace y celebra la liturgia. Pero además, la liturgia hace a la Iglesia, la expresa, la hace cumplidora de su misión salvífica, como ya se ha mencionado. Ni la liturgia se entiende sin la Iglesia, ni la Iglesia sin la liturgia. Liturgia y eclesiología son inseparables. La liturgia cumple su cometido sólo cuando los fieles participan en ella activa, plena y conscientemente. Conviene notar que esa participación tiene como fin una vida más cristiana, por lo que no se reduce al momento celebrativo sino que se verificará en una vivencia auténticamente cristiana de quienes participan en la celebración litúrgica. Después de casi 50 años podríamos preguntarnos ¿Conocemos esta constitución Sacrosanctum Concilium? ¿Hemos entendido que nos pide la reforma litúrgica? ¿Nuestras acciones litúrgicas nos llevan al encuentro con Jesús? Hasta la próxima.


“Procurad siempre vivir en la amistad de Dios” (San Juan Bosco)

15

XXIII ASAMBLEA DIOCESANA DE PASTORAL

“Que esta asamblea sea un impulso para que en cada parroquia se siga llevando a cabo la misión permanente como discípulos y misioneros” (Don Francisco Moreno Barrón).

Atlihuetzia, Tlaxcala 18 de noviembre 2013. En el Auditorio Juan Pablo II del Seminario de Nuestra Señora de Ocotlán, se llevó a cabo la Vigésima Tercera Asamblea Diocesana de Pastoral, en la que se reunieron Presbíteros, Religiosos (as), laicos que conforman los 9 equipos de Pastoral y los Consejos Parroquiales, para compartir experiencias, convivir, agendar actividades, pero sobre todo, para darle seguimiento a los trabajos del Plan Diocesano de Pastoral 2009-2019. Desde temprana hora fueron llegando procedentes de toda la Diócesis los agentes de pastoral, este año de manera muy especial se manifestó la participación cada vez más activa de la gente. El mensaje que en tal ocasión compartió Don Francisco en su homilía fue el siguiente: “Queridos hermanos en Cristo Jesús, en la dedicación de las Basílicas a San Pedro y San Pablo, podemos decir que estos apóstoles de un modo especial nos acompañan en la culminación de esta Asamblea Diocesana de Pastoral. San Pedro, fue aquel hombre extraordinario que reconociéndose pecador lloró por haber negado a Cristo, hasta que como dice la tradición se le formaron surcos en sus mejillas de tanto llorar, pero que supo confiar en la infinita misericordia de Dios más allá de su pecado y su debilidad, por eso el Señor le llamó a ser el primer Papa. San Pablo, ese hombre tan culto, tan preparado, que conocía la cultura de la gente de su tiempo, tanto de griegos como de romanos y que se

sentía orgulloso de ser fariseo, hijo de fariseo, le tocó la gracia de Dios tirándolo del caballo y de su orgullo, vino a ser el gran apóstol de los gentiles, hambriento y deseoso de que todo mundo se encontrara con Cristo vivo”.

nos purifica, nos renueva y no da la oportunidad de comenzar una vida nueva, necesitamos vivir alegres, en la gracia, en la amistad de Dios para embellecer ese rostro de la Iglesia diocesana y junto con esto necesitamos también construir la unidad en esta Diócesis, poniendo cada Don Francisco hizo un atento llamado a seguir quien lo que esté de nuestra parte”. estos ejemplos de santidad tomando conciencia de que las Basílicas, las Catedrales, los De esta forma también invitó a las 74 Santuarios, las Parroquias, todos los templos, parroquias, a no estar al margen de las aún las capillas más pequeñas de nuestras iniciativas diocesanas y de las iniciativas comunidades nos remiten a otro templo espiritual parroquiales: “Qué hermoso es un presbiterio que tenemos que formar en la Iglesia todos los unido, aunque haya diferentes puntos de bautizados: “Efectivamente Cristo Jesús es la vista, pero un solo espíritu, el espíritu de piedra angular de este edificio que es la Iglesia Jesús, siempre luchando por una íntima y nosotros estamos llamados a ser piedras vivas fraternidad sacerdotal; qué hermosa cada de esta construcción. Seremos piedras vivas en parroquia más allá de grupos, movimientos, la medida que estemos unidos a Jesús la piedra asociaciones, títulos en el consejo, en los angular y en la medida que estemos articulados, equipos parroquiales, anteponiendo la unidad bien unidos a nuestros hermanos, con quienes como signo que nos hace creíbles a los ojos formamos desde el bautismo el mismo cuerpo de del mundo -que todos sean uno, como Tú y Yo Cristo. Por eso estamos llamados a que así como Padre somos uno, para que el mundo crea que embellecemos nuestros templos embellezcamos Tú me has enviado-”. el rostro de la Iglesia, aquí en nuestra Diócesis de Tlaxcala”. Para finalizar la homilía dijo: “Nos acercamos al altar, todos como discípulos y misioneros Agregó: “Todos nosotros, hermanos, somos de Jesús, discípulos que caminan a ritmo de quienes formamos la Iglesia de Cristo que no Iglesia y que se encuentran con Cristo, que es de piedras, la Iglesia de Cristo es de gentes, profundizan en su conocimiento, lo aman de personas de carne y hueso. Qué hermosa es como Él los ama y se van asemejando a Él, así la Iglesia de Jesús, con sus sombras y sus misioneros que no se encierran en sí mismos, luces, asistida por el Espíritu Santo y revestida sino que tienen la capacidad de abrir su mente, de humana fragilidad, qué hermosa es la Iglesia su corazón y dedicar su vida, para que otros de Cristo que va peregrinando y que lucha por su más reciban a Jesús en lo íntimo de su ser, santificación, lo más triste no es el pecado que misioneros que anuncian con su ejemplo y con hemos cometido, los pecados que se cometen su palabra, que Cristo no quedó muerto, que en nuestra Diócesis, en la Iglesia; lo más grave Cristo está resucitado. Que esta asamblea sea es cuando nos anclamos en el pecado, cuando un impulso para que en cada parroquia desde el queremos vivir en el pecado, en el egoísmo, en consejo parroquial y los equipos parroquiales, el anti-amor, necesitamos poner la mirada en se siga llevando a cabo la misión permanente. el rostro misericordioso de Dios y buscar una Tenemos que ser misioneros que salgan de conversión profunda de nuestra vida; laicos, las sacristías, de los salones parroquiales, aún consagrados, religiosos y religiosas, sacerdotes, de nuestros templos, pero sobre todo: salir Obispo, todos tenemos que cambiar el corazón de nosotros mismos para llevar el anuncio de confiados en el amor misericordioso de Dios que Cristo vivo a todos aquellos que nos rodean”.


“Cuando no tienes el amor de Dios en ti, eres muy pobre. Eres como un árbol sin flores y sin frutos” (Juan María Vianney “Santo Cura de Ars”)

16 ¡Niños a Jugar! ¡Colorea el dibujo como más te guste!

ME LO DIJO UN PAJARITO Erika Natalif Xolaltenco

Continuando con nuestra sección “Me lo dijo un pajarito”, les presento algunos de los twits más relevantes de este mes, encabezados por nuestro Papa Francisco.

Papa Francisco @Pontifex_es:

• Tengamos presentes a Filipinas, Vietnam y la región afectada por el tifón Haiyan. Seamos solidarios con la oración y con la ayuda concreta. • Está para concluir el Año de la fe, Señor ayúdanos en este tiempo de gracia a tomar en serio el Evangelio. • Queridos jóvenes, sean siempre misioneros del Evangelio, cada día y en todo lugar.

Esta lista de palabras están repetidas 2 veces dentro de la vela. ¡Vamos a encontrarlas y a colorearlas! Las palabras que sobren. leídas en orden, formarán un mensaje del Evangelio.

Mons. Francisco M.B. @ObispoTlaxcala:

• Tengo presente en la Celebración Eucarística al P. Romualdo Torres quien Dios nuestro Señor, ha llamado a su presencia. Descanse en paz. • La Diócesis de Tlaxcala le canta y pide a Santa María de Guadalupe, a la “Madre del verdadero Dios por quien se vive” • Que el fruto de todos los encuentros decanales se recoja en cada una de nuestras parroquias. Dios los bendiga Este mes te invitamos a seguir a los Obispos de México a través de twitter: @ObispoTlaxcala, @arzobispojorge, @ArzobispoAguiar, @arzobispomty, @ObispoAguilar

Envía tus dudas o comentarios a:

periodicodiocesano@hotmail.com Respuesta: El Verbo se hizo carne y habitó entre nosotros.

El discipulo misionero diciembre  

Periódico diocesano el discípulo misionero Diciembre 2013

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you