Issuu on Google+

El Diario del centro del país

VILLA  MARÍA - Lunes 19 de agosto - 2013 - ■

Rugby - Clásico villamariense

Otra vez fue de San Martín

El clásico

tuvo de todo. Emoción, colorido, una gran concurrencia, un epílogo infartante, tres expulsados y un final que no debe volver a repetirse. Tras el pitazo final, se originó la lamentable reacción de un grupo de hinchas del Jockey, que respondieron lanzando distintos proyectiles hacia la parcialidad local (que festejaba en el centro de la cancha), luego de una desubicada provocación de un jugador del San Martín, que se bajó los pantalones y mostró sus glúteos, además de otras actitudes desubicadas de otros hinchas. Es una lástima porque esas acciones empañaron lo que debía ser una fiesta.

29


30 ■ VILLA  MARIA - Lunes 19 de agosto - 2013 Villegas L. Bencivenga Magallanes Barrera Flucia Flores P. Beletti D. Beletti Morra

Ludueña Olivero Bruno L. Martoglio Bencivenga G. Martoglio DT: M. De Zárate – A. Morra

El Diario del centro del país

19 18 SAN MARTIN

JOCKEY

Bello Romero Farés Fernando Boaglio Bruno Smidt J.M. Pigni Rossa V. Pigni

Ferreyra Acosta Massanet Facundo Boaglio Vico Mana DT: P. Sessarego – J.P. Frúgoli.

También jugaron: Atienza, Moreyra, Reale, Russo, Zurro y Pereyra (SM); A. Garrido, F. Garrido, Giusti y Rodríguez (JC). Tantos: PT: 5, 20 y 24m penales de Ferreyra (JC); 31m penal de N. Bencivenga (SM); 38m penal de Ferreyra (JC); 40m penal de N. Bencivenga (SM); 45m penal de Ferreyra (JC); 57m gol de N. Bencivenga por try penal (SM).

Parcial: San Martín 13 – Jockey Club 15 – San Martín 13. ST: 5m penal de Ferreyra (JC); 8 y 28m penales de N. Bencivenga (SM). Arbitro: Santiago Corvalán. Amonestados: Flucia (SM) y Massanet (JC). Expulsados: Ludueña (SM) y F. Garrido (JC). Jugado en: cancha de San Martín

Algo inusual

se vivió en cada uno de los períodos del partido entre “Tricolores” e “Hìpicos”. En el primer tiempo, el árbitro Santiago Corvalán hizo jugar 18 minutos de adicional, mientras que en el segundo agregó 9.

Festejos en tres colores l presente año de seguro será inolvidable para los fanáticos del San Martín. Es que a la hazaña de volver a triunfar en el “clásico” frente a su archirrival Jockey Club lograda en el mes de mayo, los “tricolores” sumaron ayer una nueva alegría. A puro corazón, los discípulos de Mauricio de Zárate y Agustín Morra, derrotaron por 19 a 18 a los “hípicos”, cantaron victoria por segunda vez consecutiva y obtuvieron con este resultado la séptima ubicación en el “Súper 12” Copa Glooday. Para observar una situación similar, es decir de triunfos seguidos, hay que remontarse a un década atrás, un tiempo muy lejano para los de barrio Las Acacias que ahora quieren disfrutar a pleno de un presente soñado. De todos modos, para terminar un peldaño arriba de su eterno contrincante, los hombres de tres colores además de exigirse al extremo, tuvieron también la buena fortuna de su lado. En el primer tiempo, los dueños de casa se las vieron muy feas con un visitante que a pesar de perder por lesión a Rodrigo Bruno en el arranque del encuentro, le sumó a su buen desempeño colectivo la efectividad de Nicolás Ferreyra

E

al momento de patear a los postes. Con un elenco “verde” más prolijo, incisivo (tuvo un marcado dominio territorial en la primera parte del juego) y aprove-

chando el potente viento a su favor, el tanteador se fue engrosando para el lado de los visitantes. Al “Sanmar” le costó más de 30 minutos salir del asedio,

ubicarse en el terreno rival y empezar a proponer situaciones concretas para sumar puntos. Precisamente en el despertar del “tricolor” comenzó a imponerse la presencia de una joven jugador que a pesar de su condición de debutante, el entorno no lo influyó en su eficacia para patear a los palos. Así fue que Nicolás Bencivenga (todo sus intentos a los postes fueron positivos) comenzó un duelo con Ferreyra que le serviría a su equipo para mantenerse a tiro de los de barrio Roque Sáenz Peña. La batalla aérea de conversiones se mantuvo hasta cinco minutos más allá del tiempo oficial (recordemos que cada etapa dura 40 minutos), cuando el apertura del Jockey embocó un penal (el quinto de su producción), ponía el cotejo en 15 a 6 y hacía suponer que esas iban a ser las cifras definitivas del parcial. Sin embargo y para sorpresa de todos, el árbitro Santiago Corvalán adicionó ¡18 minutos! al tiempo reglamentario y justo en los últimos segundos del eterno alargue, San Martín logró un try penal reduciendo al mínimo la distancia de los equipos en el marcador.

La desazón y el reclamo por la inexplicable cantidad de minutos adicionados por el árbitro, no se hizo esperar por el lado de los visitantes (aunque también hubo airados reclamos desde el costado sanmartiniano).

VIENTO EN CONTRA En la segunda parte, Jockey Club empezó mucho mejor. Con “Fefe” Ferreyra como Diego Beletti Tercera línea San Martín

“Terminar séptimos, con los vecinos abajo nuestro, clasificar nosotros al Torneo del Interior y poder volver a validar nuestra superioridad sobre Jockey, me parece que da la pauta del nacimiento de un San Martín que dará que hablar por muchos años. Nuestro compromiso es seguir trabajando para que las cosas que vamos obteniendo, las podamos hacer crecer. Estoy muy feliz”


VILLA  MARÍA - Lunes 19 de agosto - 2013 - ■ 31

El Diario del centro del país

Fruttero

2.300

lo vivió detrás de una de las “hache”. El segundo línea de Jockey y del seleccionado argentino, fue intervenido a comienzos de la semana pasada por una hernia de disco, que lo mantendrá inactivo por, al menos, un mes, antes de comenzar con sus trabajos de recuperación.

estratega, los de camiseta verde trataron de desenvolver su libreto. El planteo logró promover errores en el bando rival y de allí surgió la posibilidad de un nuevo penal para la visita. En consecuencia, los del caballito se despegaron en la pizarra. Para volver a equilibrar las acciones, los anfitriones apelaron a un plan que siempre les generó dividendos. Asegurar la obtención en scrums y lines y con los delanteros de punta empezar a someter a sus oponentes. La idea germinó. Con los “gordos” generando situaciones problemáticas en el juego suelto y ejerciendo toda la presión posible en las formaciones fijas, San Martín consiguió encontrar las situaciones para que Bencivenga (a los 8 y 28 minutos) liquidará con sus envíos a las haches. En el medio, la lucha continuó y fueron los “Hípicos” los que tuvieron las chances más claras de invadir la zona de try local. Lamentablemente para el “verde”, los errores técnicos en extremo ataque y hasta algunos fallos arbitrales (con ventajas de penal extremadamente cortas), terminaron conspirando contra las intenciones del elenco visitante por imponerse en el derby. Finalmente, fueron los del “Sanmar” quienes junto a su público festejaron sin frenos hasta entrada la noche un nuevo logro que valida la labor, el empeño y la voluntad para comenzar a cimentar una historia deportiva diferente, llena de esperanzas.

personas le dieron un marco espectacular al duelo más convocante del deporte villamariense. Si bien hubo algunos cientos que llegaron para acompañar a los equipos del partido preliminar, la gente colmó los cuatro costados.

Nicolás Bencivenga Wing San Martín

Matías Zurro Centro San Martín

“Hoy creo que merecimos ganar. Considero que hicimos buenas cosas pero se les dio a ellos. Cometimos errores personales al momento de definir. En este partido, me parece le tocaba a ellos ganar. Vamos a seguir trabajando, nosotros apuntamos a ser cada día mejor en lo que hagamos, adentro y afuera de la cancha. A veces se puede ganar y otras no, hoy ha sido una de esas ocasiones”.

“Hace diez años que no pasaba este tipo de cosas. Creo que todo lo malo ha quedado en el pasado y ahora es tiempo de cosas nuevas, y eso es lo que estamos tratando de cambiar. Tenemos que seguir trabajando, en los entrenamientos y en los partidos”.

EQUIPO DE PRODUCCION: Fotografía: Roberto Zayas Victoria Araujo Victor Alvez Periodistas:

Fernando de Goycoechea Gustavo Ferradans Diseño: Marcelo D’Ercoli

Festejaron Los Cuervos En la previa del clásico se disputó la final de la Zona Reubicación, donde el campeón fueron Los Cuervos de Bell Ville, tras derrotar por 30 a 22 a Universidad Católica de Córdoba.

El encuentro se disputó bajo un intenso viento y con un nutrido y bullicioso grupo de hinchas de ambos equipos, que llegaron a la cancha de San Martín, para alentar a ambos equipos.


Rugby - Clásico