Issuu on Google+

5

“Hoy les ha nacido un Salvador, el Mesías, el Señor”

BENDICIÓN DE LA CORONA DE ADVIENTO Cada familia prepara una corona, haciendo un círculo con hojas verdes, envueltas con una cinta roja, dentro del círculo cuatro velas y en el centro una más grande o una imagen del Niño Dios. Esta corona es un signo que expresa la alegría del tiempo de preparación a la Navidad. La luz indica el camino, aleja el miedo y favorece la comunión. La luz es símbolo de Jesucristo, luz del mundo. El encender semana a semana, los cuatro cirios de la corona muestra la ascensión gradual hacia la plenitud de la luz de Navidad. El color verde significa la vida y la esperanza.

el Padre nuestro, Ave maría y Gloria. PRIMER DOMINGO

Isaías 9:1-2: El pueblo que caminaba en las tinieblas ha visto

Se encienden dos velas.

Oración: "Señor Todopoderoso, rico en misericordia, cuando salimos animosos al encuentro de tu Hijo, no permitas que lo impidan los afanes de este mundo; guíanos hasta él con sabiduría divina para que podamos participar plenamente de su vida. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén. TERCER DOMINGO

-1 Tesalonicenses 3,12-13: Que el Señor los haga crecer cada vez más en el amor mutuo y hacia todos los demás, semejante al que nosotros tenemos por ustedes.

La corona de Adviento es un símbolo de la esperanza de que la luz y la vida triunfarán sobre las tinieblas y la muerte. Porque el Hijo de Dios se ha hecho hombre por nosotros, y con su muerte nos ha dado la verdadera vida.

Que él fortalezca sus corazones en la santidad y los haga irreprochables delante de Dios, nuestro Padre, el día de la Venida del Señor Jesús con todos sus santos.

"Palabra de Dios"Todos: "Te alabamos Señor".

Oración de bendición de la Corona del Adviento

Se encienden tres velas.

(Puede hacerla el sacerdote o un laico, por ejemplo el papá o la mamá en la familia)

Señor, la tierra se alegra en estos días de Adviento, y tu Iglesia desborda de gozo ante tu Hijo, Jesucristo, el Señor, que se avecina como luz esplendorosa, para iluminar a los que estamos en las tinieblas de la ignorancia, del dolor y del pecado. Esta familia tuya, llena de esperanza en la venida de Jesús, ha preparado esta corona con ramos verdes y la ha adornado con luces.

Ahora que vamos a empezar el tiempo de preparación para la venida de Jesús, te pedimos, Señor, que mientras se acrecienta cada día el esplendor de esta corona, con nuevas luces, nos ilumines a nosotros con el esplendor de aquel que, por ser luz del mundo, iluminará todas las oscuridades. Que vive y reina por los siglos de los siglos. Amén. Para la celebración familiar de cada domingo de Adviento

La familia se reúne en torno al altar donde está la corona de adviento. Hacen un canto o una oración inicial espontánea pidiendo al Señor se haga presente entre ellos para esta celebración. Luego se lee la lectura bíblica, se enciende la vela, se comenta lo escuchado, se hace la oración y se concluye con

una gran luz: sobre los que habitaban en el país de la oscuridad ha brillado una luz. Tú has multiplicado la alegría, has acrecentado el gozo; ellos se regocijan en tu presencia, como se goza en la cosecha, como cuando reina la alegría por el reparto del botín. "Palabra de Dios" Todos: "Te alabamos Señor". Se enciende la primera vela.

Oración: "Dios todopoderoso, aviva en tus fieles, al comenzar el Adviento, el deseo de salir al encuentro de Cristo, que viene, acompañados por las buenas obras, para que, colocados un día a su derecha, merezcan poseer el reino eterno. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén. SEGUNDO DOMINGO

-1Tesalonisenses 5,23-24: Que el Dios de la paz los santifique plenamente, para que ustedes se conserven irreprochables en todo su ser –espíritu, alma y cuerpo– hasta la Venida de nuestro Señor Jesucristo. El que los llama es fiel, y así lo hará. "Palabra de Dios"Todos: "Te alabamos Señor".

Oración: Estás viendo, Señor, cómo tu pueblo espera con fe la fiesta del nacimiento de tu Hijo; concédenos llegar a la Navidad, fiesta de gozo y salvación, y poder celebrarla con alegría desbordante. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén. CUARTO DOMINGO

-2 Tesalonicenses 1,7.10: A ustedes, los que sufren, Dios les dará el descanso junto con nosotros, cuando se manifieste el Señor Jesús que vendrá desde el cielo… para ser glorificado en sus santos y admirado por todos los que hayan creído ¡Y ustedes han creído en nuestro testimonio!. "Palabra de Dios" Todos: "Te alabamos Señor".

Se encienden las cuatro velas.

Oración: Derrama Señor, tu gracia sobre nosotros, que, por el anuncio del ángel, hemos conocido la encarnación de tu Hijo, para que lleguemos por su pasión y su cruz a la gloria de la resurrección. Por nuestro Señor Jesucristo. Amén.


20arz 05