Issuu on Google+

Delirios Delicias Delia

de

Con sus propias palabras algunos momentos clave del itinerario de

Delia Cancela, “Para crear imágenes, ya que de eso se trata, no importa el medio, lo que cuenta es transmitir ideas, emociones, sirviéndose para la experiencia artística indiferentemente de la pintura, el dibujo, la moda, la fotografía, el video. Eso hace a la obra por su multiplicidad difícil de clasificar, pero no por eso menos coherente.” “Desde mis comienzos, en el Di Tella, introduje la moda como lenguaje y los conceptos de frivolidad y fragilidad al discurso del arte.” “El 1963, comencé a trabajar con corazones, representación popular y especialmente femenina del símbolo del amor. Los desarmé, los colgué de las telas con cintas de mercería, los rodeé con flores de plástico y moños, todos iconos del imaginario colectivo, tanto de las fiestas, como de la devoción.”

GdeGeorges / 25


“Conocí a Pablo Mesejean en Bellas Artes en 1962. Tres años después decidimos unirnos en el arte y en la vida… Juntos escribimos nuestro manifiesto: Nosotros Amamos, que comenzaba con: ‘Nosotros amamos los días de sol, las plantas, los Rolling Stones...’ y terminaba con: ‘Nosotros Amamos, las baby-girls, las girl-girls, las boy-girls, los girlboys y los boy-boys’.”Nosotros amamos los días de sol , las plantas, los Rolling Stones, las medias blancas, rosas y plateadas, a Sony and Cher, a Rita Tushingam y a Bob Dylan. Las pieles, San Laurent y el young savage look, las canciones de moda, el campo, el celeste y el rosa, las camisas con flores las camisas con rayas, que nos saquen fotos, los pelos, Alicia en el país de las maravillas, los cuerpos tostados, las gorras de color, las caras blancas y los finales felices, el mar; bailar, las revistas, el cine, la cebellina. Ringo y Antoine, las nubes, el negro, las ropas brillantes, las baby-girl; las girl-girl, las boy –girl, los girl-boy y los boy-boy”. “Juntos participamos de Experiencias 68. Allí proyectamos como experiencia artística una revista de moda. La experiencia fue la idea de crear una revista. Hacerla. El material que contenía no intentaba ser la finalidad de la experiencia, pero igual nos interesaba. Los ejemplares impresos se presentaban en pilas sobre una mesa y eran vendidos dentro del propio espacio de exposición.” “Escribió de nosotros Horatio Goñi Rinaldini: ‘El taller donde trabajaban era su estudio, las sesiones fotográficas se convertían en un proceso creativo al que participaba el fotógrafo. Los vestidos eran modificados y en alguna ocasión, incluso, terminados durante la sesión. La cara de la modelo, el maquillaje, el pelo, participaban en completar el estilo que ellos proponían. Sus tapas para Vogue funcionaban como el relato de un proyecto creativo.’ ” “En 1970 Pablo y yo nos trasladamos de New York a Londres y nos instalamos allí. El encuentro con Grace Coddington, editora de Vogue UK, fue decisivo. La revista funcionó para nosotros como un catálogo donde se publicaban nuestras obras: un concepto de moda que afectaba la imagen entera, no solo la ropa. La moda se convierte entonces en nuestro medio de expresión, la funcionalidad de las prendas es aleatoria. En 1976, ya en París, presentamos desfiles, performances con modelos, actores, bailarines.” Nancy Macdonell Smith, escribió en 2002 para la revista Wallpaper: “Con su label : “Pablo & Delia, “, emprendieron la producción de algunas de las imágenes más memorables de la era. Su look era un universo de fantasía, de color, de caricatura y del imaginario de Alice in Wonderland, que perfectamente capturó el espíritu eufórico y liberal de la época. -Todo lo que hacíamos era arte- dice Delia.’ ” “En 2006 vuelvo a trabajar con el corazón, en dibujos y objetos, corazones-puzzles dibujados y desarmados suspendidos en el espacio… Javier Arroyuelo presenta la muestra:’… Tal vez para algunos la palabra trabajo no tenga el aura, el glamour que el mundo de hoy exige de todo (hasta de las palabras) pero es la que se impone, o mejor dicho, la que Delia, siendo Delia, impone.’ ” “En mi performance Cortar y Coser, construí un vestido de seis metros de alto enteramente cubierto con flores frescas de lapachos aledaños a la sala de exposición. Un texto apelaba al publico diciendo: ‘Entre, mire, es por el placer de los ojos” (…) “A continuación comencé mi serie de Mujeres Heroínas, tomando como partida la representación de la mujer en la época victoriana paradojal protagonista. Estos son dibujos en tintas sobre telas en los cuales incorporo animales, geometrías, elementos que a veces coso sobre la tela o uso en transparencias. Son dibujos, trabajados al estilo de los grabados de esa época.” “En continuidad con mi estilo, en 2010 sigo navegando sin interrupción de la frivolidad al abismo y del pasado al presente y viceversa.”

www.deliacancela.com

de


Delirios Delicias Delia de

GdeGeorges deGeorges / /15 27


Delia reloaded