Page 1

Cocer Comparad la forma, el tamaño y el volumen de este objeto con el que vosotros habéis creado para cocer. ¿Qué diferencias encontráis?

3. Asas: ¿para qué servían?

2. Materiales: 1. Forma: ¿estètica o funcional?

4. Grietas: ¿se

rompió por el uso o por abandono?

Datos Altura máxima: 160 mm Diámetro de la boca: 93 mm Diámetro máximo: 166 mm Yacimiento: Camí de Can Grau (Granollers) Depósito: Museu de Granollers

¿originales o nuevos?


Objeto Jarra de cerámica encontrada en uno de los enterramientos de la necrópolis en el yacimiento del Camí de Can Grau (Granollers). Está hecha a mano y bruñida. La forma y la coloración indican que podía haber servido para cocer los alimentos.

1. Forma

La jarra presenta la parte superior más estreta que la base lo que permetiría conseguir de modo más rápido una temperatura en el interior que se mantendría estable, favoreciendo la cocción de los alimentos y reduciendo el vertido del contenido líquido. La base és cóncava lo que hace que el recipiente no sea muy estable encima de cualquier soporte y, por eso, los recipientes no se ponían directamente al fuego sino que utilizaban otros sistemas de sujeción.

2. Materiales

El objeto está bastante entero, se han perdido parte de las asas y del borde de la boca. Las lagunas de material se han reconstruido volumétricamente con escayola para después reintegrarlas cromáticamente con pintura acrílica y barnizarlas. Los fragmentos estarían enganchados con cola nitrocelulósica (utilizado habitualmente en restauración por ser reversible con acetona y otros disolventes).

3. Asas

Las asas verticales permiten colgar el objeto lo que es útil cuando se quiere mantener el contenido fuera del alcance del suelo y para procesar el alimento con la acción del fuego. Se situaba a una distancia prudencial del fuego (el contacto directo podría calentar demasiado la cerámica y provocar la rotura), se ataban unas cuerdas hechas de piel o tendones. Otra opción era colocar piedras encima las brasas y ‘fijar’ la vasija en los espacios creados. Estos sistemas permiten explicar el hecho que la base sea redonda y que no podía situarse encima de un soporte plano.

4. Grietas

Las piezas de cerámica suelen aparecer rotas en el momento de la excavación. Es difícil precisar si la ruptura se produjo durante su uso o posterior abandono del objeto. En los yacimientos funerarios, las piezas suelen llegar en mejor estado, como en este caso, y la fragmentación suele deberse al entierro del yacimiento y el abandono. En contextos domésticos, la aparición de grietas habría hecho que los objetos dejaran de ser útiles y nos llegaran sólo algunos fragmentos.

5. Curiosidad

El vaso presenta un perfil característico con una carena que, a priori, no parece que tenga ninguna justificación funcional. Este tipo de vasijas aunque no son muy habituales del neolítico del noreste peninsular, se han documentado en algunos enterramientos de diferentes yacimientos y en contextos arqueológicos de Francia. Por eso, constituye un modelo de referencia que habla de las tradiciones técnicas que se trasmiten entre comunidades asentadas en zonas muy alejadas entre sí. La reintegración volumétrica se suele hacer sacando un molde con una lámina de cera (cera de dentista), aplicando calor con un secador, de una zona de la pieza similar en el área que se ha perdido. Después se coloca el molde cubriendo la parte que falta y llenando con escayola, se deja secar, se saca el molde, se retoca y pinta por dentro y por fuera.

Utensilios de cerámica (TalentLab, CSIC). Ficha3  

Ficha 3. Cocer

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you