Issuu on Google+

LOS NIÑOS DEL BOSQUE Había una vez en un pueblo muy lejos de aquí hay un bosque tan mágico que en las noches se resplandecía colores muy fuertes en el bosque que casi nadie se atrevía a entrar, creo por el temor de encontrarse con criaturas extrañas que tal vez ahí existían .muchos años pasaban y nadie entraba en el bosque pero con el pasar del tiempo unos niños que nacieron en ese pueblo se hicieron amigos con el tiempo, un día común y corriente los niños se adentraron en el bosque para saber lo que había en ese bosque .Y a en el bosque los niños vieron inmensos árboles que parecían estar pintados de varios colores como un arcoíris y vieron arboles pequeños tan pequeños que eran como el porte de un lápiz. Al seguir más adelante encontraron una inmensa cascada se quedaron atónitos al ver la inmensidad de la cascada parecía que la cascada que no tenía fin, no se veía donde chocaba el agua con el piso pero al darse cuenta en ese lugar había una bajada para bajar en la cascada y los niños empezaron a descender la bajada y veian aves extrañas que volaban de pronto las aves vieron a los niños y empezaron a perseguirlos asustados los niños empezaron a correr pero las avfes se pararon delante de ellos los niños atemorrizados se quedaron quietos pero las aves empezaron a rodearlos y los niños les tocaban suavemente su plumaje se dieron cuenta de que no eran malos y se subieron encima de ellos y empezaron a volar con las aves el lugar donde habian entrado era un lugar maravilloso que ni ellos lo podian creer, las aves los dejaron encima de una montaña en esa montaña salian colores muy fuertes se adentraron para ver vieron fuego ardiente del que salian todos los colores iluminados por diamantes. Los niños en ese tiempo ya habia transcurrido un dia los niños se alimentaban de cualquier fruta que habia en ese lugar ya cansados y perdidos no sabian como salir ya sedientos fueron a beber agua de la cascada ya con fuerzas siguieron su camino de repente las aves aparecieron y les llevaron donde estaban los arboles pequeños ya contentos agradecieron a las aves pero las aves les respondieron:de nada solo les cuidamos para que no les pase nada. Los niños se quedaron atonitos y boquiabiertos reaccionan despues de que se van las aves y salen del lugar, los niños pensaron que ya paso un dia pero leopoldo el casi menor a todos se dio cuenta que tenia un reloj al ver la hora se sorprendio al ver que solo a pasado una hora desde que entraron asombrados se dieron cuenta de que en aquel lugar el tiempo pasaba muy rapido contentos se fueron asus casas y contaron lo sucedido pero sus padres no les creyeron eso no les importo pero ellos sabia de que en aquel lugar todo era magico.


Los niños del bosque