Page 1


El arte se manifiesta en todas las producciones del ser humano, conscientemente, desde la voluntad creativa y de comunicación. Ésta es su condición inherente, que se articula muchas veces desde el dolor, otras desde las múltiples sensaciones que estructuran la conciencia. La poiesis que impulsa al artista a diferenciarse del resto de seres humanos productivos está consolidada por una virtud compositiva desde el deseo de reprogramar la existencia, de desvincularse de un entorno circunstancial que enajena y oprime. En esta muestra se observa el arte en su mayor libertad, lejos de otras imposiciones que no sean las propias que el artista decide para sí. En los diferentes estilos, tenencias o disciplinas en las que se refleja, se pueden sondear esas reminiscencias vitales hasta llegar a comprender, por un asomo intuitivo, el impulso cegador proveniente de la emancipación espiritual arrojada en cada obra. Desde el expresionismo, abstracto o figurativo, desde la cadenciosa y calórica fotografía, a través del recuerdo de las Vanguardias Históricas e incluso en la retrospectiva creadora del artista olvidado, …, desde toda esta disipada antítesis que constriñe y despierta la duda, se puede apreciar el arte en su magistral ejecución y, lejos de aquella lapidaria sentencia de Duchamp, aquí sí es importante la formación que posibilita el renacimiento de la empatía. Todo en conjunto, acervo antiético y visceral, constitutivo del demiurgo, primaria necesidad delirante, todo es filosofía cáustica: toda esta aspiración es 2.0 Art-Café Internacional. José Luis López Muñoz Filósofo


María Inés Rivera (Chile) No se trata simplemente de la ejecución de un complicado proceso de mecanizado de las planchas por medio de resinas, ácidos y demás componentes. Es mucho más que eso: es la idea en continuo movimiento, es la evolución de un concepto hasta la consecución de la obra de arte, es la imagen viva del huecograbado, la expresión inconclusa de un alma emergente. El resultado nal no da a entender que exista una derivada materia-forma sino que, en una posterior sesión en la que intervienen todas las partes del cuerpo en pasión y víscera, asistimos al per l expresionista de la forma viva.

Los últimos rayos, Huecograbado, 153x250 cm. 2012

Oriente Poniente, Huecograbado, 153x250 cm. 2012


Certeza, Huecograbado, 153x250 cm. 2012

Mujer contenedora, Huecograbado, 153x250 cm. 2012


Dakota Strange (España) Del irrealismo gurativo, o existencialismo; desde las pautas que marcan las Vanguardias, no tan históricas como relevantes, emerge una duda con respecto a las referencias acerca de la cotidianeidad. ¿Se hace tan precisa una reformulación del lenguaje en el arte? Para contestar a determinadas preguntas no resulta tan preciso el giro lingüístico como la capacidad o ausencia de una respuesta consolidada. En Dakota Strange se expresa la fealdad como relieve necesario de una decadencia voluntaria, y esto es lo que debiera marcar la estética contemporánea: ¿Por qué se anquilosa el arte en una belleza preestablecida? O de otro modo: ¿Qué sentido tiene marcar lo bello como tendencia primordial en el momento de crear las cciones en el arte? Una pseudoausteridad en la techné, olvidada tras el velo de la suciedad, podría llegar a ser una buena propuesta de catarsis para el arte en su prepotencia transmodernista. El regreso a las pautas de superación de la originalidad no puede arrojar sino un retroceso a una historia repetida, condenada y, lo peor de todo, copia de sí misma. Requisito indispensable: la muerte del arte.

La fe del lobo. Acrílico sobre lienzo, 81x60 cm. 2013


Retrato de familia prematuro. AcrĂ­lico sobre lienzo, 165x135 cm. 2012


Thomas Allen Provo (Estados Unidos) Retrospectiva; referencia obligada. Recalamos en el arte de la década de los setenta. El postcubismo de Provo en dos muestras de generosidad y fuerza. El talante sedicioso de sus trazos y la visión crítica de un yo sumiso y perverso, con uyen en la formación del concepto lineal de la abstracción. En sentido literal, una visión prismática sacudida por la in uencia de su amigo Miró, quien le hizo amasar la perspectiva ausente y la profundidad de sentido. Un lujo para los observadores menos peyorativos.

Urano, óleo sobre lienzo, 75x56 cm. 1974


La violinista, 贸leo sobre lienzo, 73x105 cm. 1974


Irakes (Perú) De la expresión social a la ruptura del alma. Del dadaísmo a la composición vírica. Se trata de decollage, más fuerte si cabe en cada fragmento de expresión, que viene a más en la composición última. Irakes rescata la fuerza de la experiencia, la vital y penetrante existencia, y aglutina un acervo circunstancial rma autónoma de su estilo. En cuanto a la forma, no podría ser diferente a como es, pues en sí la vida no es más que la unión de fragmentos sin sentido, todos ellos formando una gura referencial.

Niño de áfrica, collage, técnica mixta, 40x50 cm. 2012


Realidad en la realeza, collage, tĂŠcnica mixta, 40x50 cm. 2012


Yvonne Bebié (Suiza) Como expresa la personi cación del Pop-Art en trabajos de control de imagen a través de medios digitales distintos al todopoderoso Photoshop, se apodera del color la sensibilidad del artista, esbozando realidades continuas y desmiti cando constantes habituales hasta ceder a la naturaleza imperativa de la creación. Bebié continúa lo que la naturaleza da por terminado rompiendo con la estética de los sentidos y aislando al espectador en un mundo de diferente interpretación.

Barrio Gótico Barcelona, Fotografía. Acrylglass, 70x52,5 cm. 2012

Barro Hojas, Fotografía. Acrylglass, 70x52,5 cm. 2012


Flora, Fotografía. Acrylglass, 70x52,5 cm. 2012

Bajo aguas del pantano, Fotografía. Acrylglass, 70x52,5 cm. 2012

Pantano Lotus, Fotografía. Acrylglass, 62x52,5 cm. 2012

Verbena Hojas, Fotografía. Acrylglass, 70x52,5 cm. 2012


Fiona Strange (España) La distancia entre una realidad y su imagen no sólo existe en la cámara, en el momento de adquirir esa parte de vida, sino que el instante real marca una diferencia entre lo que se percibe a través de los sentidos y lo que nuestra conciencia asimila e interpreta. La imagen, referencia de la realidad, no es otra cosa que la situación del espectador ante una reproducción física de un instante vital. Esta diferencia provoca la imposibilidad de la interpretación pese a la capacidad empática de quien contempla la obra de arte. Por eso, Fiona Strange entiende la fotografía con independencia de su referente empírico: la imagen es lo que es, y no conduce a una reinterpretación de la vida, y supone así una decadencia de lo real con respecto a lo imaginado.

Fieldjail, Fotografía, 41x34 cm. 2006

Fuente, Fotografía, 41x34 cm. 2006


Gra ti, Fotografía, 50x62 cm. 2006

I-26, Fotografía, 50x62 cm. 2006


Esteban Villena (España) Marca un duplo consensuado en su trabajo. Las artesanías se colapsan y se combinan con la polaridad de su creatividad. El arte del hierro, tan difícil como expansivo, acaba siendo un re ejo de sus ansias de emancipación. En sus esculturas aparecen continuas referencias a lo oculto, a lo que no se puede nominar, y desde esta di cultad surgen piezas de resentido valor antiacadémico. La evolución de este escultor pasa por su capacidad para asimilar el entorno y producirlo desde la psyché, a veces ajena al producto, otras veces vencida por la fuerza del o cio.

El Atleta, Hierro y Madera, 43x15x20 cm. 2012


Pulso entre espacio y tiempo, Hierro y Madera, 50x20x25 cm. 2012.


Annette Marx (Alemania) El cromatismo de Annette Marx es fundamental para expresar la vulnerabilidad del individuo. Trasciende en su objetividad y se realiza de diferentes formas. Todas las manifestaciones del Dasein adquieren presencia en la in nitud de la abstracción a través de la unidad geométrica y cromática. Desde 1998, Marx deconstruye la abstracción, la estudia, la analiza como parte vital de su pintura, para su posterior reconstrucción y expresión artística. Los colores, rojo y negro primordialmente, con sus signi cados vitales, establecen esa relación del individuo y los mundos, y genera un contrasigni cado, una revelación semántica, que otorga a la obra su razón de ser.

Ist, was ich sehe und höre und rieche Acrílico y mixta sobre lienzo, 80x80 cm. 2013.


Patricia Molina (Méjico) Como consecuencia de una visceralidad emergente aparece el sentido del agua en los óleos, vertiendo así la inocencia y caprichosa delicuescencia de medio. El aquagrabado conduce a la monotipia, prístina y prototípica sensación de poder, rescatando una herencia artesanal como ruptura hacia un futuro enriquecedor. En última instancia, se requiere una visión más depurada del contorno como fuerza presencial en esta técnica solemnemente estética. En Patricia, la importancia del color es tanta como la presencia del agua en la vida.

Tulipanes. Aquagrabado (óleo al agua sobre papel, cartulina sulfatada), 27x37 cm. 2011.


Martha Mosquera (Colombia) Una idea beligerante emerge de las composiciones de esta artista colombiana. La fuerza que comprime la mirada, que somete al espectador, que lo sume en una continua búsqueda de apasionadas sensaciones. Se trata de una reformulación del expresionismo abstracto, no tanto desde la academia de la frustración sino a través de la escuela de la delimitación de los adentros del individuo. La di cultad de conjunción en los límites del color sobrevuela el concepto de la imperfección para instalarse continuamente en la búsqueda de las suras del color y su conjunción.

Latidos de mi tierra. Acrílico sobre lienzo, 100x70 cm. 2012


Valerian Dubois (Francia) La guración deliberadamente corruptiva, la expresión de la imagen fuera de los límites o que busca otros que no le corresponden, marca la pauta en Dubois con estilo abrupto y ampliamente irre exivo. La tendencia tridimensional, una búsqueda hacia el frente con huida de las perspectivas, y una continuidad lateral, todo ello rememora la revolución estética del nes del XIX donde se aspiraba a la in nitud lingüística en las representaciones artísticas. Ahora, recorrido un largo sendero, se redimensiona la materia en busca del complemento que aportan las reminiscencias.

Sin Título. Acrílico y pastel sobre lienzo. 21x29 cm. 2011.


Paulí Josa (España) La aventura viajera de Paulí Josa se re eja continuamente en sus obras. Habituado a composiciones de gran tamaño, esta vez nos sorprende con cuatro piezas de pequeño formato pero sin perder la fuerza de su proceder. Expresionismo abstracto, por catalogar fríamente, con la sutileza de los materiales recogidos a lo largo de todo el mundo. Las arenas del desierto se componen para dar forma a la mágica textura que evidencia ritmos de vida diversos, con la cromática que sugiere cada lugar visitado. Un lujo para la imaginación.

Homenatge a Twombly (Sortint de l´ombra). Técnica mixta sobre lienzo. 180x125 cm. 2012


Ombres petites II. Técnica mixta sobre lienzo. 20x20 cm. 2004

Ombres petites III. Técnica mixta sobre lienzo. 20x20 cm. 2004

Ombres petites IV. Técnica mixta sobre lienzo. 20x20 cm. 2004

Ombres I. Técnica mixta sobre lienzo. 128x180 cm. 2009

Llum. Técnica mixta sobre lienzo. 19x27 cm. 2004


Muriel Massin (Francia) Una crudeza simbólica. Sin ser demasiado precisa en sus trazos, Massin consigue el efecto de la suavidad en consonancia con la potencia del color. No es fácil llegar a estos resultados, y mucho menos con propuestas de abstracción lírica que rebosa más allá de los límites del soporte. Esta in nitud simbólica hace pensar en que su obra nunca estará acabada, que posee la necesaria continuidad de todo gran artista. Esperamos, pues, que su creación siga siendo tan prolí ca ofreciendo así una similitud con respecto a las preguntas acerca de los límites de las capacidades humanas.

Atmospheriques nº 4. Acrílico sobre lienzo, 120x120 cm. 2012.

Chromos. Acrílico sobre lienzo, 150x150 cm. 2010


Sur la route. AcrĂ­lico sobre lienzo, 120x120 cm. 2012.


Gottfried Seigner (Austria) Pintura libre, basada principalmente en la potencia del color y que encuentra su estabilidad en una estrecha relación con la lírica poética y la narrativa desvirtuada. Nos hace pensar en in uencias vitales a través de Jackson Pollock, aunque más profundamente se advierte un aumento de la cadencia cromática en sustitución del expresionismo decadente que se instaurara en el arte a mediados del siglo XX. Quizá se trate de un aumento de optimismo y fe en el expresionismo abstracto, para muchos anclado en aquellas fechas, pero con este toque fauvista que pretende alimentar en esta fusión una prolongada ansia de permanencia en el tiempo.

Abstract. Acrílico sobre lienzo, 70x70 cm. 2012.


Abstract. AcrĂ­lico sobre lienzo, 50x70 cm. 2013.


José Lozano (España) Una visión en proceso entre la abstracción lírica y la potencia matérica marca la mesurada tendencia evolutiva de Lozano. Se forma desde la particular visión de lo contemporáneo y contempla una horizontalidad estática en su producción sin romper excesivamente con lo establecido debido a su eclecticismo controlado. La ausencia de profundidad y la estridencia cromática fuerzan un regreso a los primeros pasos del abstracionismo, todavía sin una formulación concluida como género, y unos vórtices absorbentes sitúan su pintura en un desequilibrio voluntario.

Hipnosis, Técnica Mixta sobre lienzo, 50x40 cm. 2012


Condolido, TĂŠcnica Mixta sobre lienzo, 39,5x39,5 cm. 2012


2.0 ART-CAFÉ INTERNACIONAL  

Catálogo de la exposición