Cuentos para el andén Nº59

Page 11

andénuno

na de su despacho, bajó corriendo por la escalera trasera del edificio. Sin embargo, antes de que pudiese alcanzarlos, Jud ya había recuperado la pistola y había dejado inconsciente a la fulana con un golpe de culata. Entretanto, un cocinero negro llamado MacCarmer había abierto la puerta trasera del café Broadway y trataba de apuntar con su automática al alguacil, que seguía allí, cosiendo a balazos el cuerpo de los dos negros. Fue entonces cuando apareció Parnell, justo en el momento en que MacCarmer, el cocinero negro, apretaba el gatillo. El abogado Parnell detuvo tres balas y se tambaleó hacia delante mientras Jud Spafford salía corriendo para ponerse a cubierto. Así fue como empezaron los disturbios raciales en el pueblo, que se prolongaron durante todo el domingo. Murieron cuatro blancos y dieciséis negros. Los que por la tarde se encargaron de recoger los cadáveres encontraron a John Parnell tumbado boca abajo con los labios apoyados en la mejilla de Black Mamie, la fulana negra.

tw Del libro: Un pueblo de Oklahoma. Sajalín editores, 2017. George Milburn (Coweta, Oklahoma, 1906 - Nueva York, 1966). A los diecisiete años trabajó como corresponsal de The Tulsa Tribune; en 1929 comenzó a publicar relatos en revistas de prestigio y obtuvo excelentes críticas con sus dos primeros libros del género, Un pueblo de Oklahoma (1931) y No More Trumpets (1932), no así con sus novelas. Falleció olvidado a los sesenta años como oficinista del departamento de tráfico de Nueva York.

11