__MAIN_TEXT__
feature-image

Page 15

cuentoscomochurros

y dedos gordezuelos a la que llamamos Anastasia, que era el nombre de moda en Moscú en aquellos años. Viajo con frecuencia. Viajo en avión, en barco trasatlántico y alguna vez en mi propio utilitario. Viajo con mi mujer cuando se va de gira. A veces viajo solo. Últimamente, cuando viajo sin compañía me quedo ensimismado. Pienso en mi padre, en la suerte que habrá corrido, en si seguirá ahuyentando a los turistas que se aventuran en su territorio. También he empezado a pensar a menudo en las montañas. Hoy por fin he vuelto a Garmisch Partenkirchen. Es un trayecto largo. Me sacudo las botas al descender del vagón. Pregunto en todas las posadas si se sabe algo del yeti, si alguien lo ha visto deambular por ahí. Los más jóvenes me miran incrédulos. Me dicen que de qué hablo. Unos afirman que el yeti es una fantasía, que no existe. Otros precisan que es una criatura del Himalaya, que he debido equivocarme de cordillera. Yo ni les contesto. Me limito a gruñir. Es entonces cuando noto que me estoy golpeando con virulencia el pecho. Me hago daño de verdad pero no puedo parar. Se me amorata la piel. De un brinco me planto en el valle. Desde allí contemplo las cumbres. Olisqueo. Me froto. Lanzo al aire helado un alarido. Siento un deseo incontenible de quedarme para siempre en ese paisaje, de ascender sus montañas y hollar sus senderos. Dar un susto de muerte al primer excursionista incauto que se cruce en mi camino. 

tw Colaboración mensual con Cuentos como Churros: ellos eligen una de las cuatro fotografías seleccionadas de El muro y cocinan con ella un rico churro que publicamos aquí. La fotografía es de María Villareal, finalista de nuestro Concurso de Fotografía de este mes.

15

Profile for Cuentos para el Andén

Cuentos para el andén Nº44  

La inspiración puede venir de los lugares más insospechados en Cuentos para el andén: desde un apacible barranco de Fernando Aínsa, al mismí...

Cuentos para el andén Nº44  

La inspiración puede venir de los lugares más insospechados en Cuentos para el andén: desde un apacible barranco de Fernando Aínsa, al mismí...

Advertisement

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded

Recommendations could not be loaded