Page 1

UACM

COLECTIVA

Gaceta informativa de la comunidad, Universidad Autónoma de la Ciudad de México

#113

• VIOLENCIA DE GÉNERO EN LAS UNIVERSIDADES • CAPACITACIÓN DEL FACTOR HUMANO DE LA MOVILIDAD

Año 11 Diciembre 2016


Universidad Autónoma de la Ciudad de México Rector Vicente Hugo Aboites Aguilar Coordinador de Comunicación Mario Alfredo Viveros Barragán Consejo Editorial Mario Viveros, Manuel Granados, Joel Martínez, Sinhué Gutiérrez y Carlos Velázquez Edición: Sinhué Gutiérrez Dirección de arte y diseño: Joel Martínez Corrección de estilo: Manuel Granados Información: Dolores Luna Herrera, Margarita López López, Marjory González, Carlos Velázquez Servicio Social: Fabián Pérez Apoyo administrativo: Aurora García Medios electrónicos: Antonio Díaz y Adrián Jorge Administración web: Cirilo Martínez Fotografías extras: CENFES A.C., Aarón Aguilar, Mujeres Grabando Resistencias, Manuel Amador/ Revista Hysteria, Ina Riaskov y Rotmi Enciso de Producciones y Milagros Agrupación Feminista A.C. y Fabián Pérez. UACM Colectiva es el órgano informativo de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, publicado por la Coordinación de Comunicación. Oficinas: Dr. García Diego 168, Col. Doctores, Del. Cuauhtémoc, México, D.F., C.P. 06720, Tel. 1107-0280 Ext. 16110, www.uacm.edu.mx.

VIOLENCIA DE GÉNERO EN LA UACM

L

a vida tiene dignidad, éste es el génesis de los derechos humanos, por ello, cualquier atentado contra la dignidad de una persona debería serlo para la de todas las demás, porque cada ser humano representa a toda la humanidad. ¿Cómo no indignarnos cuando una mujer es ofendida, lastimada, violentada por alguien de su propia comunidad, donde todos sus integrantes debían apoyarla, respetarla y protegerla? En la uacm, de 2013 a 2016, se tienen registradas 25 denuncias de violencia de género; las hay en todos los planteles, en todos los sectores, algunas con desenlaces sumamente dolorosos para las familias de las víctimas. Pese a ello, en esta Universidad hay resistencia, duda, y cuestionamientos hacia las compañeras que denuncian, siempre hay descalificación de las instancias que las atienden y apoyan. Esta descalificación no solamente viene de quienes conviven con los denunciados, de sus amigos y compañeros, sino de las autoridades que toman las decisiones por todos los demás. Así que la reparación del daño no se perfila por ninguna parte, pues los mismos prejuicios señalan: “¿qué tal si las mujeres denuncian para obtener un apoyo?”. Todo esto es algo indignante: en nuestra casa de estudios no hay acceso a la justicia para las víctimas de violencia de género, pese a los esfuerzos de grupos de mujeres organizadas —académicas y estudiantes— y a los avances que ha consolidado el Consejo Universitario. Por esto, debemos pronunciamos porque en la uacm no se permita, ni se tolere ningún acto contrario a los derechos humanos, a la libertad de cada estudiante, de cada profesora, de cada trabajadora, porque somos compañeros en el sentido más amplio y profundo de la palabra. Esperamos que esta edición de la gaceta UACM Colectiva sirva para la reflexión y la acción de la comunidad, como parte del compromiso que tenemos con la sociedad de la Ciudad de México y con un futuro más justo y más libre para todas y todos. Guadalupe Ramírez

Cualquier contenido de esta publicación puede ser reproducido siempre que se cite el lugar de procedencia. Los artículos son responsabilidad de sus respectivos autores. Las citas, reproducciones gráficas y fotográficas, trabajos de diseño y demás material incluido en el presente texto, están libres de pago de derechos de autor, según la Ley Federal de Derechos de Autor, publicada en el Diario Oficial de la Federación del 31 de diciembre de 1956, reformada según decreto del 4 de noviembre de 1963, publicado en el Diario Oficial de Federación el 21 de diciembre de 1963. El artículo 18 de dicha Ley, dice, al pie de la letra: “Esta edición está destinada a servir de texto en las instituciones que la publican, que están dedicadas exclusivamente a funciones educativas, y que al hacerse responsables de esta publicación, declaran que no se persigue con ello ningún propósito lucrativo”.

Secretaria Técnica de la Comisión de Mediación y Conciliación Cuarto Consejo Universitario/uacm

Imagen de portada: Ciudad de México, 14/12/2013. Una historia de cercos policiacos, encapsulamientos e impedimiento de la protesta social y movilidad...y de resistencia. Foto: Ina Riaskov/Producciones y Milagros Agrupación Feminista A.C.

Contenido Capacitación del factor humano de la movilidad: cenfes, a.c. La incesante fragilidad de la cordura

A través de otros cristales

UACM Colectiva está formada en su totalidad con fuentes tipográficas Creative Commons: Amble, New shape desarrollada por wmk69, Bellota desarrollada por Kemie Guaida (http://www.pixilate.com), Proza Libre desarrollada por Jasper de Waard (http://bureauroffa.com). Disponibles en http://openfontlibrary.org

9

Los trolebuses y la electromovilidad en la Ciudad 10 de México: ¿evolución o involución?

Se autoriza la reproducción parcial o total del contenido de UACM Colectiva, citando la fuente. Escríbenos a: comunicacion@uacm.edu.mx Visítanos en el portal: www.uacm.edu.mx

7

La formación de la frontera sur de la Nueva España 8 desde el Siglo XVI

Impreso en los talleres de IMSA S.A. de C.V. Avenida Cuitláhuac 3353, Col. Cosmopolita, Del. Azcapotzalco C.P. 02670.

3

Nuevos materiales para el desarrollo de celdas de combustible en México

12

Violencia de género en las universidades

14

Violencia sexual contra mujeres en universidades

20

Erradicar la violencia de género debe ser un compromiso uacemita

26

Lunes de filosofía, los procesos de investigación en filosofía

28

Problemas y desafíos del quehacer científico hoy 29


REFLEXIONES CRÍTICAS DE LA MEMORIA RECIENTE

CAPACITACIÓN DEL

FACTOR HUMANO DE LA MOVILIDAD: CENFES, A.C.

MIRIAM EVELIA TÉLLEZ BALLESTEROS

PROFESORA-INVESTIGADORA DE LA INGENIERÍA EN SISTEMAS DE TRANSPORTE URBANO PLANTEL CENTRO HISTÓRICO, UACM DIRECTORA GENERAL DE CENFES, A.C.

3 El Centro para el Fomento de la Educación y Salud de los Operarios del Transporte Público de la Ciudad de México, Asociación Civil (cenfes, a.c.) nace de un proyecto académico, que aporta a la sinergia positiva academia-gobierno-sociedad en la Ciudad de México. Busca transformar, innovar e incidir en la calidad del servicio de transporte público en la ciudad de México con una perspectiva sustentable, de equidad, fomentando y fortaleciendo la formación continua de los/las operarios/as.

E

l transporte urbano de pasajeros en la Ciudad de México es de vital importancia porque implica la movilidad de la población y sus mercancías. Por medio del sistema de transporte, y de la oferta de medios disponibles en la ciudad, públicos y privados, la ciudadanía tiene acceso a los mercados espaciales urbanos (principalmente trabajo y vivienda, pero también a los mercados de bienes y servicios). La oferta insuficiente, las condiciones (buenas, regulares o malas) en que operan los distintos medios de transporte, el congestionamiento, las horas invertidas son factores que inciden en los costos sociales, que deben ser sufragados por el sector público y privado, en detrimento de la calidad de vida que ofrece la ciudad y del nivel de vida que alcanzan las personas. Entonces, si la movilidad en cualquier entorno urbano se puede comparar con un verdadero sistema circulatorio, que irriga, nutre y fertiliza el tejido vial, aunque también, debido a los efectos de una inadecuada o nula planeación, es capaz de generar estructuras que no benefician los traslados que requiere la ciudad, se genera un entramado complejo que se compone de vehículos y vialidades, de líneas y sistemas de movilización colectiva, donde quien orquesta de manera inteligente o no su comportamiento, a través del cerebro, que para este esquema sería el usuario, entendido como peatón, conductor de un vehículo o pasajero. Este usuario de la ciudad, en sus diferentes facetas, percibe la experiencia de la convivencia en el espacio vial de diferentes maneras, esto se sustenta con el Informe Especial de la Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal1 (2013) que argumenta

1 Comisión de Derechos Humanos del Distrito Federal, Informe especial sobre el derecho a la movilidad en el Distrito Federal, 2011-2012,Comisión de Derechos del Distrito Federal, México, 2013.

que los incentivos que se han brindado al transporte privado son discordantes con respecto de las buenas prácticas y las tendencias internacionales. También menciona que poco más del 21% de vialidades en la Ciudad de México no cuenta con banquetas y, de éstas, el 89% no cuenta con rampas de acceso a personas con discapacidad (lo que se suma a la falta de accesibilidad de inmuebles públicos, medios de transporte y otros espacios públicos). Las ciclovías cuentan con uno de los puntajes más bajos en construcción, si se les compara con ciudades como Curitiba y Bogotá. Este informe también refiere que, casi la mitad de los usuarios del transporte público, consideraron que las leyes viales no son respetadas por los operadores de este tipo de unidades, y alude las quejas recurrentes de la población con respecto del transporte público por “el mal estado o la incomodidad de las unidades de transporte, los accidentes y, como regla general, la inseguridad, así como los malos tratos y la conducción inoportuna de los transportistas”. Otro informe IBM (2011), califica a la Ciudad de México como la que brinda el servicio de transporte público de pasajeros de la Ciudad de México que genera mayor molestia2 al usuario, incluso por debajo de Nueva Delhi, por lo que si se enfocara la atención, tanto en estudios realizados por instituciones educativas, privadas y el mismo gobierno, la percepción que se tiene del servicio de transporte, sobre todo concesionado (taxi, microbús, autobús), es malo, ya que además es el que satisface más del 60% de los viajes (EOD07). La calidad, seguridad, comodidad, confiabilidad del servicio que presta el transporte en cualquier zona urbana está vinculada directamente con quién lo otorga, es decir, los prestatarios, conce2 Se denomina en el estudio “pain index”.


4

sionarios (en esquema hombre-camión o empresa), así como por las personas que operan las unidades de transporte, quienes son responsables de la mano de la autoridad (ente obligada a vigilar el funcionamiento de estos servicios). Ésta es la relación directa, pero también existen actores relacionados de manera tangencial, tales como profesionistas vinculados al gremio3 y, por supuesto, la sociedad. Adicionalmente, la productividad, e inclusive la salud, de cualquier ciudad está influida por la calidad del servicio de transporte que presta, por lo que es fundamental observar a los actores que la hacen posible en el espacio vial y que, de manera obligada, deben contar con herramientas suficientes para brindar el servicio que sus usuarios merecen. En este ámbito conviene señalar brevemente algunos rasgos históricos sobre la capacitación de este sector en la Ciudad de México, que facilitarán la comprensión del fenómeno y la problemática que enfrenta la ciudad en materia de transporte público, vialidad y movilidad. De acuerdo con información de Bernardo Navarro Benítez, del Observatorio de Transporte y Movilidad Metropolitana (otmm), de la uam-Xochimilco, la capacitación de los/las operarios/as del transporte público de la Ciudad de México surge apenas en los años 90, en la gestión de la extinta setravi. Sin embargo, debido a la cantidad de solicitantes4 de licencia-tarjetón para conducir vehículo de transporte público, individual y colectivo, y a la aparición y reproducción de prácticas deshonestas, rápidamente la autoridad se vio rebasada en su empeño por dar capacitación, formación y certificación a todos los conductores. Así, el gobierno capitalino se abocó a buscar instancias externas, tales como centros de capacitación privados, entre los que destacan decalam s.a. de c.v. (Desarrollo, Capacitación y Laboratorio Médico), que ofrecía servicios médicos y de capacitación a solicitantes de licencia–tarjetón e Impulse sa de cv, que ofrecía pruebas de pericia para conductores a través de un simulador. Cabe señalar que la constante de este sistema fue el descontrol, la falta de transparencia y honestidad, así como el aumento de casos de corrupción y abuso en el proceso de evaluación y capacitación. 3 En este caso hay una gran variedad de profesiones directamente relacionadas con la movilidad: ingenieros, urbanistas, sociólogos, médicos, etc., sin lugar a dudas, sin importar la profesión, todos/as los habitantes de una ciudad se ven beneficiados o afectados por esta actividad. 4 En cenfes, a.c. se estima que hay una población aproximada de 350 mil personas brindando el servicio de transporte público de pasajeros en la Ciudad de México.

Frente a este panorama se buscan alternativas en instancias públicas, neutras y con prestigio (como instituciones educativas) para que se encarguen del proceso evaluación-capacitación, sin embargo es un esfuerzo que no logra perdurar. Finalmente, durante el periodo 2006-2012 se acuñó la idea de crear vínculos con profesionales de la uacm, casa de estudios cuya vocación por la ciudad es incuestionable para generar un proyecto y acción, cuyo objetivo fuera brindar una solución integral a la capacitación de los/as operadores/as, buscando siempre que la ciudadanía recibiera un servicio adecuado y de calidad, ya que además cuenta en su oferta académica con las licenciaturas directamente vinculadas con la atención de este importante gremio para la productividad de la Ciudad. El Centro para el Fomento de la Salud y la Educación de los Operadores del Transporte Público de la Ciudad de México, a.c. (cenfes) nace bajo el signo de la ampliación de los derechos sociales y civiles, bajo el supuesto de la prioridad presupuestal y la autonomía frente al gobierno federal, la austeridad en el manejo de los recursos y el impulso de un ambicioso plan de transporte y movilidad integral, que incluye, entre otras: el subsidio al transporte público, el desarrollo y expansión del Metrobús, los corredores “cero emisiones”, la construcción de vialidades elevadas, la línea 12 del Metro, los incentivos al uso de la bicicleta y, desde luego, la evaluación y calificación para el otorgamiento de la licencia-tarjetón de los/as operadores/as del transporte público. cenfes es una Asociación Civil, figura legal que, por definición, es sin fines de lucro; tiene como socios a la Universidad Autónoma de la Ciudad de México (uacm) y al Instituto Politécnico Nacional (ipn), quienes llevan a cabo el control de la institución y definen las líneas estratégicas de trabajo. A raíz de la constitución de cenfes se firmó un Convenio de Colaboración con la Secretaría de Transportes y Vialidad del Distrito Federal (setravi), ahora Secretaría de Movilidad (semovi). Dicho convenio tiene una duración mínima de 10 años y posibilidad de prórroga y, a través de éste, se le asignaron al Centro diversas tareas orientadas a la certificación y formación integral del/la operario/a del transporte público. Con base en dicho Convenio de Colaboración se estableció que la Asociación sea la única responsable de realizar las evaluaciones a los/las operarios/as de Taxi (Licencia tipo B), de Microbús (Licencia tipo C) y Escolar (Licencia tipo Et), así como algunos de Carga (Licencia tipo D) y empresas especializadas (Licencia tipo E), para que puedan ser candidatos a recibir su licencia-tarjetón, misma que posteriormente, entrega la semovi.


DIMENSIÓN ÉTICA DEL CONOCIMIENTO

El objetivo fundamental de la acción del cenfes es atender al operario/a con calidad, respeto, dignidad y profesionalismo, para lo cual el respaldo académico y ético de las dos instituciones universitarias es garantía. Los principales servicios para la formación integral del gremio de operadores del transporte que realiza la Asociación Civil, son: a) Evaluación Médica Integral: detectando el consumo de drogas y dando orientación médica en lo general, así como su canalización. En esta área se busca identificar los factores de riesgo para el operador en su actividad laboral, buscando apoyar el mejoramiento de su salud. b) Formación y capacitación integral: otorgando conocimientos específicos de desarrollo humano y calidad en el servicio, educación y seguridad vial, normatividad —derechos y obligaciones— y salud laboral, para mejorar su trabajo y su calidad vida. c) Prueba de Pericia en el manejo: garantizando los conocimientos, habilidades y destrezas para la prestación adecuada del servicio. d) Investigación y vinculación: construyendo conocimiento, junto con las dos instituciones académicas que la sustentan —uacm e ipn—, así como con otras universidades como unam y uam para mejorar la movilidad en la ciudad. Impulsando acciones que mejoren la convivencia con ciclistas, peatones, motociclistas, autos particulares, entre otras. Se estima que en la Ciudad de México existen alrededor 300 mil vehículos de transporte público, entre taxis, microbuses, escolar, carga y empresas especializadas. A lo largo de casi ocho años, el cenfes a.c. ha atendido a más de 320 mil operarios/as en los Módulos de Salud, Capacitación y Pericia. Cabe mencionar que se atiende a un promedio de 200 operarios/as al día. Así, cenfes a.c. se ha constituido en una solución —viable, probada y ya con trabajo ininterrumpido— al grave problema de corrupción que había anteriormente en las evaluaciones y capacitación a los operarios del transporte público de la Ciudad de México. El modelo de la Asociación Civil es idóneo para combatir y abatir la corrupción, ya que involucra a actores de alto prestigio, como lo son la uacm y el ipn, en el proceso. Esto, además, ha permitido crear sinergias academia–sociedad–gobierno en los asuntos públicos y en la creación de soluciones y alternativas eficientes, eficaces y transparentes a problemáticas de orden social. Desde su nacimiento, el Centro ideó un sistema que busca cada día combatir la corrupción, toda vez que nació justamente como una estrategia para cerrarle el paso a este mal endémico y a las presiones e intereses de grupos que han lucrado históricamente con el transporte público y que entienden la prestación de un servicio público como un negocio privado. La presencia de una instancia dedicada a la formación de las/os operadoras/es del transporte vinculada directamente con instituciones académicas es clave para lograr este cometido. Cabe señalar que cenfes, a.c. ha demostrado, y ello consta en todos los informes que periódicamente rinde a la autoridad del transporte en esta capital, que el proceso de evaluación, capacitación y certificación que se realiza es indispensable para garantizar mínimos estándares de seguridad y eficiencia en el transporte público. Además que es piedra angular de las mejoras que en el futuro se tiene que realizar en este rubro.

Jóvenes al volante

Miradas en torno a los conductores de taxis pirata en Cuautepec. Representaciones sociales, emociones y subjetividades TANIA LIBERTAD SÁNCHEZ GARRIDO coordinadora LUZ MARÍA LEDESMA REYES compiladora

En este sentido, cabe aclarar que de no existir el proceso de cenfes, a.c. hoy habría en las calles de la ciudad de México miles de operarios/as que no son aptos para prestar el servicio público de transporte público, ya que el índice promedio de descalificación general de las tres evaluaciones del proceso alcanza el 20%. Desde la experiencia de las instituciones educativas, el camino que se ha iniciado con cenfes, a.c. para profesionalizar y, con ello, dignificar el oficio de operario del transporte público es un proceso de largo aliento que no debe ser interrumpido y que no debe ser fragmentado, sino ser permanente y continuo, con todo el apoyo interinstitucional: gobierno, legislativo, academia, sociedad y los propios actores. La formación debe ser integral, gradual, periódica y general, a fin de rendir los frutos que todos esperamos para tener una movilidad urbana sustentable, segura y eficiente, propia de una urbe como la nuestra y del siglo XXI. Las acciones que impulsa cenfes hacia la calidad total y la profesionalización del gremio del transporte público de pasajeros, en una lógica de corresponsabilidad, incluyen actividades educativas y culturales, con énfasis en lograr una formación integral y permanente, promoción de la salud y prevención de adicciones, calidad

5

y respeto en el servicio, prevención de accidentes y Visión Cero, convivencia en el espacio público, respeto, derechos y equidad entre los géneros. La profesionalización de los y las operarios/as, a través de su formación integral es un proceso mediante el cual la ocupación laboral en el transporte público se transforma en una verdadera profesión. Este proceso supone el establecimiento de normas y estándares a los que deberá sujetarse la práctica de las personas que se desempeñan en este ámbito. Este proceso supone la adquisición de competencias5 tales como: • Manejar aplicando técnicas de manejo defensivo. • Conocer y aplicar las mejores prácticas de seguridad vial. • Conocer y respetar la normatividad de tránsito y transporte. 5 Para ampliar la información sobre estas competencias, en las tres versiones de manuales que se han desarrollado en cenfes para los cursos de expedición y renovación, se desarrollan ampliamente los temas. Estos documentos se entregan gratuitamente en el proceso de capacitación y también se cuenta con la versión electrónica en www. cenfesac.org.mx.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

COLECCIÓN LA CIUDAD

A partir de distintas miradas, se ofrece aquí una visión de conjunto sobre las representaciones, el contexto social y los procesos subjetivos de un colectivo juvenil particular, el de los los jóvenes conductores de taxis pirata en la zona de Cuautepec, en la Ciudad de México, cuyas condiciones de vida son compartidas por los miles de jóvenes de esta ciudad que enfrentan de manera cotidiana la falta de oportunidades laborales, educativas y de movilidad social.


• Respetar las señalizaciones viales. • Brindar un servicio de calidad. • Tratar con respeto y amabilidad a sus usuarios/as, y no discriminar a ninguno/a. • Cuidar la imagen e higiene personal. • Mantener la unidad de transporte público en óptimas condiciones físico-mecánicas, limpia y no fumar ni escuchar música a alto volumen.

6

• Dignificar el papel del operario/a como servidor y servidora pública. • Fomentar el desarrollo cultural del operario y su familia como un proyecto de acceso a una mejora sustancial en sus condiciones de vida.

Observaciones finales El conocimiento adquirido en casi ocho años de vida de cenfes, ac ha brindado la oportunidad de conocer de cerca experiencias y sentires de los y las operarios/as. Nadie como ellos y ellas (que aunque pocas, ya hacen sentir su iniciativa y presencia en el gremio) conocen y viven los problemas de la movilidad en una ciudad tan grande y compleja como la nuestra. Saber traducir su práctica cotidiana en criterios, lineamientos y propuestas de trabajo ha sido y seguirá siendo una prioridad para esta Asociación Civil y un reto permanente. Se requiere mantener el proceso de evaluación y capacitación, así como transitar hacia un esquema permanente que vincule y comprometa al operario/a en un proceso de largo aliento. cenfes, ac debe ser agente prioritario en la dignificación del papel de los operarios/as como servidores públicos; para ello se debe mantener y garantizar la confiabilidad en el proceso que llevamos adelante y la continuidad en coordinación con la autoridad gubernamental (semovi). Bajo el principio rector de la corresponsabilidad, cenfes, a.c. tiene la visión de compartir y extender hacia otras regiones del país, las mejores prácticas y la experiencia en diagnóstico de la salud,

• Brindar un trato preferente a personas con alguna discapacidad, a adultos mayores y a mujeres embarazadas. • Respetar a las mujeres, jóvenes y niñas, y protegerlas de la violencia, el acoso y el abuso. • Respetar y proteger a los usuarios/as más vulnerables de la vía pública: peatones y ciclistas. • Valorar, respetar y cuidar la integridad física de los peatones y demás usuarios del espacio público. • Adquirir conciencia de la gran importancia del trabajo de Operario/a en el contexto de la movilidad urbana sostenible y segura. En este sentido, se debe considerar que un gremio profesional es el único camino incluyente y sostenible para las mejoras que —en el futuro— se deben realizar en materia de movilidad en grandes ciudades. Cabe hacer hincapié en que el trabajo de operarios/a es el de un servidor público, toda vez que desempeñan su labor sobre una concesión que el Estado provee. En este sentido, la obligación de fomentar y auspiciar su profesionalización es una actividad que concierne al Estado, a los organismos de la sociedad civil y a los propios actores.

Por ello, algunas de las acciones mínimas que se deben de poner en marcha y a las cuales se debe dar seguimiento son: • Fomentar el pleno reconocimiento de los derechos de los y las operarios/as. • Promover la mejoría de las condiciones de trabajo, salud y vida de los operarios/as, a través de acciones de desarrollo social puntuales para este sector.

capacitación y pruebas de pericia desarrolladas a través del tiempo, lo que redundaría además en un enriquecimiento sin límites para las alternativas de solución y mejoría del transporte público de pasajeros y la movilidad sustentable y segura en el país, orientando siempre el esfuerzo hacia un mejor servicio para el usuario de la ciudad. Se debe reconocer que un mejor servicio de transporte público es un buen principio para mejorar la calidad de vida de la ciudadanía y favorece el desarrollo sano de una ciudad, fomenta el desarrollo económico de las regiones, impulsa el crecimiento ordenado y disminuye tiempos de traslado de los habitantes, además de otros beneficios adicionales que repercuten al contar con un sistema integral de movilidad. Es importante contrastar la necesidad de extensión a la población total de conductores. El esfuerzo que realiza cenfes, a.c. para la capacitación, evaluación de salud y pruebas de pericia son actualmente una solución que debe de extenderse hacia el universo de 5.5millones de vehículos que transitan diariamente por la zona urbana del Valle de México. Esta propuesta busca que los efectos de tener más conductores conscientes de la responsabilidad de conducir adecuadamente, y respetar el reglamento de tránsito de la Ciudad de México, da paso a una mejora sustancial de la movilidad para la sociedad en su conjunto. Finalmente, conviene recordar las palabras de Confucio: “la educación genera confianza. La confianza genera esperanza. La esperanza genera paz”.


LA INCESANTE FRAGILIDAD

DE LA CORDURA

7

A

arón Aguilar, colaborador de la Coordinación de Difusión Cultural y Extensión Universitaria de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, ha destacado como diseñador gráfico, pero también como pintor y escultor; “es un artista completo y complejo", aseguró Koulsy Lamko, Coordinador de esa área, quién agradeció al artista haber compartido sus emociones y sueños, plasmados en la exposición La incesante fragilidad de la cordura, montada en el lobby del auditorio Mariano García Viveros del plantel Centro Histórico. En la exhibición, a través de la pintura y la escultopintura, nos convoca a disfrutar de la paz que el arte nos obsequia, al admirar

Música y catedral

Nuevos enfoques, viejas temáticas RAÚL H. TORRES MEDINA, coordinador

cuadros como El último esfuerzo y Saqueando el bodegón, óleos sobre tela y papel. Koulsy Lamko reconoció el esfuerzo del autor, quien además es el autor del logotipo para la celebración de los 15 años de la uacm. “La locura es como si te apretaran el pescuezo, como a un gallo, la locura se activa cuando una voz te hipnotiza, viene cuando esperas mucho tiempo encerrado, creo que gracias al arte nadie nos puede encerrar”, dijo el coordinador. En la obra habitan criaturas extraordinarias como alebrijes, que no sólo salen de la imaginación del creador, sino de la esencia de la obra misma.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

COLECCIÓN LA CIUDAD

Una nueva mirada sobre la historia de la música novohispana, fenómeno que por su complejidad, sus silencios y lagunas no podría explicarse en función de una sola causa, se incluye un balance de los logros alcanzados en su campo de estudio y de los temas por investigar. Las fuentes, hipótesis e interpretaciones que ofrecen para su análisis y sus metodologías nos permiten superar la visión tradicional de la historia de la música en México. Los trabajos vienen acompañados de un riguroso aparato crítico que brinda al lector la posibilidad de profundizar en las problemáticas abordadas.


DEBATES EN LA COMUNIDAD

LA FORMACIÓN DE LA FRONTERA SUR DE LA

NUEVA ESPAÑA DESDE EL SIGLO XVI

8

En los años que viví con mayas tojolabales en Chiapas aprendí muchísimas cosas: es una sociedad alternativa que nos puede enseñar cómo construir y reforzar las sociedades para el futuro; me enseñaron el valor de estar juntos, escuchar a los demás y no pensar que yo tengo la razón y se la debo enseñar a los demás, sino complementarnos, aprender de y a convivir con la naturaleza, con otros seres humanos. Ésta me parece una idea para el futuro que hay que construir”, compartió Gudrun Lohmeyer, investigadora del Centro de Estudios Mayas del Instituto de Investigaciones Filológicas de la unam, durante su disertación sobre la formación de la frontera sur de la Nueva España desde el Siglo XVI. “En México nos tocó la invasión de los españoles bajo el comando de Cortés y allí surgió el concepto de Nueva España, mientras que más al sur su dominación fue Nueva Galicia o Nueva Castilla. Los españoles extendieron sus nuevos territorios como un anexo de España. La palabra Nueva España, se documenta desde 1518, hay escritos de Hernán Cortés donde señala que él había sugerido este término, pero en documentos de las oficinas de España, que tenían que ver con las expansiones en América, la palabra Nueva España comienza a aparecer para cierta región a partir de 1518; las invasiones en la región que hoy es México comenzaron en 1517, el contexto de lo que pasa en la conquista de América no es solamente Hernán Cortés; en el cuarto viaje de Colón ya los españoles conocen la cos-

ta de Honduras, Panamá y Venezuela” abundó la especialista. Para el contexto es importante ver ciertas fechas para entender en que época pasó algo, qué fue antes, qué después; algunas fechas son útiles y antes del viaje de Cortés en 1513, ya Balboa en Panamá había cruzado el continente y conoció el pacífico. En aquel entonces lo llamaban el mar del sur, una gran novedad porque todavía pensaban que estaban en Asia y de repente vieron otro océano. ”Hay una fecha fundamental para la historia mundial, que fue la caída de Constantinopla, en 1453, ya que cortó la conexión entre Europa y Asia y fomentó la idea de muchos para buscar otros rumbos; hubo una serie de intentos de ir al mar, son años de enorme actividad. En un momento llegan a la región de Veracruz y se expanden hasta la Gran Tenochtitlán” añadió Gudrun Lohmeyer . “Una de las herencias que tenemos de lo que pasó en el Siglo xvi es la corrupción, los funcionarios que llegan a México para gobernar aplican las leyes que determina el rey de España, la población no puede decidir ni incidir en ellas, finalizó Lohmeyer. En el marco de esta importante conferencia, el comité organizar, académicos, estudiantes y público en general, enviaron un saludo solidario a través de una cápsula a los profesores y profesoras de filosofía de Chile, quienes se encuentran en una lucha para evitar que las autoridades saquen la filosofía de la enseñanza secundaria y terciaria.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

Patrimonio urbano de la Ciudad de México La herencia disputada VÍCTOR DELGADILLO

COLECCIÓN LA CIUDAD

La creciente disputa por el patrimonio urbano entre diversos actores, privados, sociales y políticos, ocurre en un momento en que el desarrollo urbano y la cultura tienden a mercantilizarse bajo los discursos de la competitividad, la sustentabilidad y la gobernabilidad. Las recientes transformaciones urbanas se realizan bajo una lógica que privilegia el lucro y en un momento en que las ciudades se han convertido en los destinos favoritos de fondos trasnacionales de inversiones inmobiliarias. El libro pretende contribuir a la reflexión crítica sobre el futuro de nuestras ciudades, particularmente la Ciudad de México, a partir de sus centros y barrios históricos.


A TRAVÉS DE

OTROS CRISTALES

9

A

través de otros cristales, viejos y nuevos problemas de la historia política de Iberoamérica, es una edición conjunta de la uacm y la Universidad del Mar del Plata, Argentina, la cual se presentó en septiembre pasado en el plantel Cuautepec, evento que contó con la participación de Marcela Ferrari y Fernando Ciaramitaro, ambos profesores- investigadores de la uacm. Según palabras del compilador, en el libro se “replantea la historia política, particularmente de Francia e Italia, y más que presentar una historia de los tres países más representativos de Latinoamérica —México, Brasil y Argentina— decidimos ofrecer a los académicos y estudiantes un abanico completo de los temas que están en la agenda del quehacer de todo historiador, politólogo o sociólogo y que, actualmente, se están debatiendo en la historiografía de estos países”. El texto conjunta diferentes enfoques metodológicos, por ejemplo: de Raúl Zamorano, de la unam y Carolina Barry, o el trabajo sobre Brasil de Beatriz Alves y Andrés Gliceras, que tienen más una perspectiva sociológica, mientras que el trabajo de Mariano Torres es más historiográfico. La presentación en la uacm estuvo a cargo del profesor Luis Briones, quien aseguró que el libro aporta diferentes enfoques sobre los movimientos sociales y estudiantiles de 1968, “en Europa, concretamente en Francia, los jóvenes, sobre todo quienes participaron en el movimiento del 68, se percataron de que los factores económicos y las categorías de clase ya no eran los que iban a permitir entender este fenómeno, que no solamente se dio

en Francia, sino también en México y prácticamente en todo el mundo”, puntualizó Briones. En este sentido, apunta, “Ciaramitaro y Ferrari resaltan que estos jóvenes cientistas sociales plantean que las clases perdían potencial explicativo, que era lo que podía revelar el movimiento del 68, puesto que era fundamentalmente hecho por los jóvenes, señalan que no eran precisamente un grupo o una clase social en específico, sino que más bien era un grupo generacional y cultural, en este planteamiento de la historia política. Esta parte es muy importante, ya que los grupos de los hombres y las mujeres, a la luz de esas prácticas eran ahora imprescindibles para interpretar el pasado y el presente”, precisó el comentarista. Acerca del texto de Raúl Zamorano, Briones comentó que este autor enfatiza que el sistema político mexicano habla de una cultura de la simulación, que constituye la lógica social operativa, no sólo de los dirigentes políticos, sino de todas las formas de organización y relación social, posibilitando que la lucha contra la corrupción se centre en el discurso ético y no en la aplicación de la ley, hecho que se vivió en México, en la discusión para la aprobación del Sistema Nacional Anticorrupción, donde se dio un debate desde el planteamiento ético, que tiene que ver con la corrupción, lo cual no está mal, sin embargo se queda allí y lo que continúa en México es esta lógica de la impunidad. Actualmente el libro se está presentando en México, Argentina, Brasil y en otros países de América Latina y también en España.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

Abrir las aulas

Universidad y vinculación comunitaria MARÍA JOSÉ RODRÍGUEZ REJAS ANA MARÍA ROSEN FERLINI

COLECCIÓN LA CIUDAD

Se da cuenta aquí de una experiencia de vinculación de la universidad con las comunidades que la rodean. Aborda la relación entre docencia, investigación y extensión como parte de la formación universitaria en nuestro tiempo. El libro va dirigido a los interesados en conocer y generar experiencias de trabajo docente más allá de las aulas.


LOS TROLEBUSES Y LA ELECTROMOVILIDAD EN LA CIUDAD DE MÉXICO:

¿EVOLUCIÓN O INVOLUCIÓN? FRANCISCO GERARDO ALVARADO ARIAS

PROFESOR-INVESTIGADOR DE LA ACADEMIA DE INGENIERÍA EN SISTEMAS DE TRANSPORTE URBANO PLANTEL CENTRO HISTÓRICO / UACM

10

E

l jueves 29 de Septiembre de 2016, en el Salón Bicentenario del Palacio de Minería, se presentó el trabajo de investigación publicado dentro de las Memorias del XIX Congreso Panamericano de Ingeniería de Tránsito, Transporte y Logística, PANAM 2016, organizado por el Grupo de Investigación en Ingeniería de Transporte y Logística (GiiTraL) del Instituto de Ingeniería de la Universidad Nacional Autónoma de México (unam) y la Sociedad Panamericana de Investigación en Transporte (panamstr). Una de las problemáticas más complejas que enfrenta la Ciudad de México, además de la congestión, se refiere a los elevados índices de contaminación atmosférica y acústica que regularmente registra, en los cuales, el sistema de transporte urbano tiene una significativa contribución.

1. Electromovilidad: tecnología de propulsión para sistemas de transporte urbano con cero emisiones

En la actualidad, la única tecnología de tracción que se encuentra completamente exenta de emisiones de gases de combustión y partículas contaminantes a la atmósfera en su zona de operación es la propulsión eléctrica. Aunque algunos la consideran una innovación, en realidad, surgió en 1882.

2. Oberleitungsomnibus: autobús eléctrico alimentado por línea elevada

Desde 1901 el O-bus, o Trolebús, ha estado presente en el ámbito urbano. Disfrutó de un auge inusitado entre las décadas de 1920 a 1950, conformando más de 400 sistemas alrededor del mundo, mismos que reemplazaron a los sistemas de tranvías eléctricos; pero al término de la Segunda Guerra Mundial su popularidad decayó drásticamente.

3. Actualidad del trolebús en el mundo

Existen 363 redes de trolebuses en operación en 47 diferentes países, atendidas con 40,665 trolebuses. Moscú es el sistema más

grande, con 97 líneas, 2,032 trolebuses y 1,275 km en operación. Durante el periodo 2000-2015, las ventas de trolebuses de última generación tecnológica registran la cantidad de 11,683 unidades. Rusia y China han modernizado y ampliado sus redes, mediante la incorporación de 2,186 y 1,776 trolebuses nuevos. Estados Unidos, Suiza y Francia han hecho lo propio, con 416, 402 y 263 trolebuses, respectivamente.

4. Trolebús: ¿tecnología obsoleta o de vanguardia?

Los detractores del trolebús refieren que es viejo, obsoleto, inflexible y de baja capacidad. Penosamente, quienes hacen estas aseveraciones carecen de argumentos fidedignos y, probablemente, por desconocimiento, distorsionan la realidad. Bien podría hacerse una analogía entre la evolución tecnológica del trolebús y la del televisor, pues aunque ambos han estado presentes en el mercado desde hace muchas décadas, la electrónica digital de avanzada les confiere a los de más reciente manufactura una sensible diferenciación con respecto de las generaciones que les precedieron. El sobresaliente grado de perfeccionamiento tecnológico que hoy ostentan los trolebuses fabricados en Polonia, Suiza y Francia, manufacturados por las corporaciones Solaris, HESS e Irisbus, respectivamente, ofrecen niveles de confiabilidad, desempeño, seguridad, eficiencia energética, autonomía, ergonomía, accesibilidad universal, ruido y vibración que distan notoriamente de los que el más evolucionado autobús con motor de combustión interna (o híbrido) podría ofrecer. Los trolebuses rumanos, rusos y chinos resultan mucho más asequibles que los referidos en primer término. El trolebús moderno ofrece una amplia versatilidad en cuanto a configuraciones y capacidades vehiculares: hay regulares de 12 y 15 m, articulados de 18 m y biarticulados de 25 m, lo cual le permite operar en corredores de transporte que demandan altas capacidades de línea; mismos que no podrían conseguirse con electrobuses de baterías ni de recarga rápida. Además de esta ventaja operativa, todos cuentan con piso


bajo integral, frenado regenerativo y autonomía garantizada para proseguir su marcha durante 15, 30 o más km, sin que el vehículo se encuentre conectado al sistema de cableado eléctrico, gracias a su sistema de propulsión de respaldo, que puede ser de baterías de alto rendimiento de Ion-Litio, Fosfato de Fierro o Supercapacitores. La solución más antigua para tales fines data de la década de 1930, cuando en los trolebuses de Nueva Jersey se incorporaron pequeños motores de combustión interna. Skoda Transportation, de República Checa, recurrió a esta alternativa para brindar autonomía a los nuevos trolebuses DINA RIDDER E que circulan en Guadalajara. La vida útil mínima garantizada de un trolebús es 2, 3 o hasta 4 veces mayor que la de un autobús convencional. Además, con la misma cantidad de energía suministrada, y bajo las mismas condiciones de trabajo, un trolebús puede recorrer una distancia prácticamente 3 veces mayor que la de un autobús diésel.

5. Electromovilidad en México

El servicio de tranvías eléctricos del Distrito Federal, inaugurado el 15 de enero de 1900, consiguió, en tan sólo 17 años, conformar una red de servicio de 343 km, garantizando que ningún pasajero tuviera que caminar más de 300 metros en cualquier dirección para poder acceder a ella. Por otra parte, el servicio de trolebuses fue inaugurado el 9 de marzo de 1951 y, paulatinamente, fue adquiriendo una mayor presencia en las calles. El “Plan Rector de Vialidad y Transporte” de 1978 y el “Programa de Construcción de Ejes Viales” de 1979 contemplaron la incorporación de grandes lotes de trolebuses nuevos para su operación exclusiva, con trato preferencial dentro del nuevo sistema de Ejes Viales, cuyo diseño funcional contemplaba elevadas frecuencias de paso e incorporó además el concepto del carril en contrafujo. En 1979 el Servicio de Transportes Eléctricos del Distrito Federal (ste), conjuntamente con MASA-Somex y la japonesa Toshiba, emprendió un proyecto para la fabricación de los primeros trolebuses en México. Con ello, dos décadas antes que en cualquier otra parte del mundo, el STE evolucionó del trolebús reostático al trolebús electrónico, mediante el reemplazo de componentes mecánicos por circuitos integrados. La manufactura de estos trolebuses, denominados “Serie 4000”, tuvo un profundo impacto tecnológico, al reducir considerablemente el consumo de electricidad por vehículo, en al menos un 40%. Durante la segunda mitad de la década de 1980, la red brindaba servicio en más de 30 líneas a través de 557 km y con 1,115 trolebuses. Todavía en 1997 esta red era reconocida, en términos de su extensión y número de pasajeros transportados, como la más grande de América y la quinta más importante del mundo. En aquél año se incorporaron al servicio los últimos trolebuses adquiridos para el ste, fabricados conjuntamente por MASA y Mitsubishi, denominados “Serie 9000” y que en su época, fueron de avanzada tecnología, por ser de los primeros del mundo en incorporar motor de corriente alterna y sistema de suspensión neumática con arrodillamiento. Ese mismo año se presentó el “Plan Maestro de Transporte

Eléctrico del Área Metropolitana de la Ciudad de México”, que contenía al “Plan Maestro de Trolebuses”, que contemplaba la futura construcción de 33 nuevas líneas para el año 2020, que junto con las 15 que estaban activas en esa época, sumarían un total de 48; ampliando la cobertura del servicio hacia el Estado de México y alcanzando más de 1,200 km en operación. Sin embargo, las posteriores administraciones del Distrito Federal decidieron ignorar este poderoso instrumento de planeación e ir en la dirección opuesta. La Línea “TR31” Metro Cuatro Caminos - Magdalena Contreras, anunciada para 1998, y que haría uso del antiguo derecho de vía del Ferrocarril de Cuernavaca, no se construyó y en su lugar se implementó una ciclovía, que prácticamente nadie usa. Durante la administración 2006-2012, de las 18 líneas y 492.61 km que recibió de su predecesora, el “Plan Verde Ciudad de México” condujo a mantener en operación sólamente 7 líneas (3 de ellas convertidas en “Corredor Cero Emisiones”) y el Circuito Politécnico, en 203.64 km, con 340 trolebuses. Durante 2016, cerca de un centenar de trolebuses no se ha encontrado en condiciones de brindar servicio al público, por la precaria inversión destinada al mantenimiento de los equipos de transporte, como resultado de la reiterada reducción del presupuesto que anualmente se asigna a esta empresa.

6. Conclusiones •

La distorsionada percepción en algunos sectores de la población de que esta tecnología es obsoleta, inflexible y de baja capacidad, se basa en prejuicios, en vez de argumentos fehacientes y comprobables. El trolebús moderno es tecnológicamente superior al resto de las alternativas con motorización diésel, híbrida o de baterías; y al igual que un tranvía, representa una solución efectiva para el combate a la crisis ambiental en las ciudades, pero con un menor costo de implementación. Paradójicamente, una tecnología que podría coadyuvar en la reducción de la congestión y los elevados índices de contaminación atmosférica y acústica, recurrentemente registrados en la Ciudad de México y su Área Metropolitana, ha adolecido de la indiferencia de las autoridades locales por preservar, modernizar o incrementar su cobertura de servicio; contrariamente a las acciones emprendidas en ciudades ambientalmente responsables de Europa, Asia y América. Con 65 años de operación comercial ininterrumpida en la Ciudad de México, durante los cuales se ha distinguido por ofrecer un notable nivel de servicio a sus pasajeros, la inclusión del Trolebús en la operación de los nuevos corredores de transporte público, de diferentes rangos de capacidad de línea, representaría una decisión responsable y congruente con el tema de las acciones globales de mitigación ante el cambio climático y la eficiencia en el consumo de energía.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

Comunicación y transporte público en la Ciudad de México Una perspectiva ecológica CRISTINA GÓMEZ MORAGAS coordinadora

COLECCIÓN LA CIUDAD

Desde la perspectiva del “giro ecológico”, se aborda aquí la nueva ecología creada por la extensión de las comunicaciones, su convergencia con la telemática y la digitalización, transformaciones tecnológicas que reconfiguran no sólo las distintas fases del proceso comunicativo (producción, difusión, consumo y almacenamiento), sino sus efectos. El análisis empírico se sitúa en el sistema de trasporte público y, por lo tanto, en la comunicación social mediada por diferentes soportes tradicionales como carteles, señalética, pantallas de televisión y por las nuevas tecnologías que implican la interconectividad entre los usuarios del transporte a través de las redes sociales.

11


NUEVOS MATERIALES PARA EL

DESARROLLO DE CELDAS DE COMBUSTIBLE EN MÉXICO

12

Obtener mayor financiamiento para los grupos de investigación básica, aplicada e innovación tecnológica es necesario, porque por cada peso que se invierta en ciencia, tecnología e innovación, es un peso en desarrollo y crecimiento para el futuro de nuestro país”, señaló Omar Solorza Feria, del Departamento de Química del Centro de Investigaciones y Estudios Avanzados (cinvestav) del ipn, durante la presentación del libro Nuevos materiales para el desarrollo de celdas de combustible en México, editado por la uacm. En el marco de la XXXV Feria Internacional del Libro del Instituto Politécnico Nacional (filipn), efectuada en la Plaza Lázaro Cárdenas de la Unidad Profesional “Adolfo López Mateos”, Solorza Feria reconoció el esfuerzo de la uacm por editar la obra que recopila los trabajos de investigación de una comunidad científica, con el objetivo de desarrollar nuevas tecnologías, como lo es el hidrógeno como fuente de energía y dejar de depender de los combustibles fósiles. Explicó que el 85% de la energía que se produce a nivel mundial proviene de la quema de combustibles fósiles, lo que ocasiona la emisión de dióxido de carbono a la atmósfera, pues un 20% de éste es producido por los automóviles de combustión interna. “En nuestro país, y enfocándonos a la Ciudad de México, el 80% de todo el dióxido de carbono que se emite proviene de la quema de combustibles fósiles, que a su vez producen los gases de efecto invernadero. Por lo tanto, o mejoramos la calidad de los combustibles, o migramos a nuevas tecnologías; éstas son las opciones que podemos tomar”, agregó. Solorza Feria, uno de los fundadores de la Sociedad Mexicana del Hidrógeno (smh), mencionó que la investigación que han elaborado consiste en aprovechar las energías renovables como solar y eólica y transformarla en energía química, porque, dijo, en el caso de la eléctrica inmediatamente que se produce o se utiliza o sólo una parte de ella se almacena, de lo contrario se pierde, debido a que no hay capacidad suficiente para almacenarla. “La alternativa más viable a nivel mundial es la conversión de esas energías renovables y su transformación. Descomponer el agua en hidrógeno y oxígeno es la forma más factible para apro-

vechar y tener un recurso disponible y compatible con el medio ambiente; esa compatibilidad viene de dónde almacenar esa energía como hidrógeno y la podamos usar donde queramos. Su aprovechamiento y transformación viene en este libro” dijo al finalizar su presentación. En tanto, el doctor Ernesto López Chávez, de la Academia de Física de nuestra casa de estudios, y quien coordinó este libro, mencionó que desde hace 16 años se formó la smh y hace tres la Red Temática del Hidrógeno (rth2) y se han obtenido resultados como el prototipo de automóvil utilizando al hidrógeno como vector energético, por lo que resaltó la necesidad de convencer a los gobiernos federal y local para que se tengan autobuses y el Metrobús con celdas de combustible, a fin de reducir los efectos del cambio climático, en parte producido por los gases de efecto invernadero por la emisión de dióxido de carbono y la quema de combustibles fósiles. Mencionó que uno de los obstáculos es reducir los costos de los materiales que se usan para desarrollar las celdas de combustible. “Las investigaciones están encaminadas a encontrar nuevos materiales que puedan aumentar la eficiencia de las celdas de combustibles y disminuir costos. Hay propuestas de sustituir el platino con aleaciones de paladio-cobre y otros materiales que han sido ensayados, y el libro habla de cómo empezar a producir estos materiales a menor costo”. Explicó que, para hacer viable la tecnología del hidrogeno, la primera tarea es separarlo de los otros elementos que lo acompañan, luego almacenarlo y, posteriormente, utilizarlo para generar energía limpia y sustentable sin contaminar al planeta. En su oportunidad, José Joaquín Lizardi del Ángel, también profesor-investigador de la Academia de Física de la uacm, comentó que algunos de los capítulos del libro tratan de cómo trabaja una celda de combustible y cómo mejorarla, mientras otros son sobre cómo generar el hidrógeno de manera eficiente y producirlo de manera sustentable y limpia, a fin de dejar de depender del petróleo como fuente de energía. A su vez, Javier Guzmán Pantoja, investigador del Instituto


«Se pronunció porque las currículas de las licenciaturas tradicionales se renueven y enfoquen a las nuevas tecnologías para no seguir contaminado y dañando ecosistemas.»

Mexicano del Petróleo (imp), dijo que en este volumen se reúnen los aspectos de producción del hidrógeno, su almacenamiento y utilización. “Uno de los capítulos se enfoca en la obtención del hidrógeno, a partir de la electrolisis del agua, mientras otros trabajos son respecto a las celdas de combustible, a partir de la utilización de membranas poliméricas o cerámicas y luego catalizadores que lleven a cabo de manera eficiente el proceso de transformación y obtener la mayor cantidad de energía a partir del hidrogeno". Agregó que se debe hacer una reflexión del uso masivo de esta tecnología y vencer barreras, para tenerla en el mercado a nivel comercial, y el libro, puntualizó: “refleja el esfuerzo de in-

vestigadores mexicanos que aportan en todas las áreas del conocimiento para seguir avanzando en la implementación de esta tecnología y su masificación”. Finalmente, Fray de Landa Castillo Alvarado, investigador de la Escuela Superior de Física y Matemáticas del ipn, recordó que la Ley para el Aprovechamiento de Energías Renovables y el Financiamiento de la Transición Energética (laerfte) determina que el gobierno federal tiene que aplicar recursos para energías renovables, entre ellas el hidrógeno y ejemplificó que en California la mayor parte del transporte público utiliza esta fuente energía, por lo que es viable en nuestro país.

13


VIOLENCIA DE GÉNERO EN LAS UNIVERSIDADES

14

E

ntre los elementos que conforman dicho ambiente está presente la violencia de género, ubicuo en el entorno escolar en el que se forman, estudian y trabajan docentes, estudiantes y empleadas universitarias, así como grupos de la diversidad sexual, quienes afrontan distintas formas de discriminación y violencia.

¿De qué estamos hablando? La Organización Mundial de la Salud señala: “La tercera parte de las mujeres del mundo se ven afectadas por algún tipo de violencia doméstica, principalmente infligida por su pareja. Se trata de la principal causa de muerte entre mujeres de 15 y 44 años y se estima que en el mundo, 7 de cada 10 sufre o sufrirá algún tipo de violencia en algún momento de su vida”. En nuestro país el problema es aún más grave, pues según datos del inegi, en 2011, “63 de cada 100 mujeres de 15 años y más declaró haber padecido algún incidente de violencia, ya sea por parte de su pareja o de cualquier otra u otras personas”.

El Protocolo de actuación en casos de violencia de género de la unam, publicado en agosto de 2016, afirma que la violencia de género “se distingue de otros tipos de violencia, en tanto que ésta afecta a las personas o a los grupos de personas con base en su sexo o género y puede incluir daños físicos, sexuales y psicológicos”. Esta violencia “deriva de normas culturales y sociales que le otorgan poder y autoridad a los hombres sobre las mujeres e incluye actos de maltrato en el hogar, la familia, el trabajo, los espacios públicos y en la comunidad”, de acuerdo con la Organización Panamericana de la Salud (2002) en su Informe Mundial sobre Violencia y Salud. Asimismo, el estudio “Violencia de Género en la Educación Básica”, publicado por la sep y coordinado por Elena Azaola, del ciesas, encontró que “respecto de (las) agresiones físicas, 32% del alumnado de sexto de primaria señaló haberlas recibido de compañeros y solamente 19% de compañeras. En secundaria, 26.5% dijo haber sido objeto de agresiones físicas por parte de los compañeros y 16.5 % por parte de compañeras.


De acuerdo con Raquel Flores Bernal “a medida que se resuelven las dificultades de integración de las mujeres en la educación, el problema pasa a ser, no el de cuántas mujeres estudian, sino el de cuál es la calidad de la educación y cuál el ambiente de estudio” (2005) en el que se desenvuelven.

15

En este sentido, pareciera que en la escuela se están reproduciendo prácticas agresivas de los niños hacia las niñas, pero también hacia otros niños, en el marco de un estereotipo sobre la masculinidad, que supone que las formas violentas son uno de sus componentes constitutivos”. A nivel de la Educación Superior, Imanol Ordorika, del Instituto de Investigaciones Económicas, afirma en el estudio Equidad de género en la Educación Superior (2015) que “el tema es tan incómodo que durante muchos años ha sido considerado tabú y los estudios que hacen evidente la violencia de género en la educación terciaria, son duramente criticados”. Dado este contexto, presentamos una serie de entrevistas con universitarios involucrados en el tema dentro y fuera de la uacm. Oliver Bárcenas, responsable de actividades estudiantiles de la Facultad de Ciencias Políticas y Sociales de la unam.

¿Cuál es la problemática de violencia de género en la Facultad de Ciencias Políticas de la unam? Lo ubico en un problema particular: el acoso de profesores a alumnas, empleando el tema de las calificaciones, es algo que se normalizó durante muchos años. Son casos que están saliendo nuevamente a la luz a partir de la aplicación —en conjunto con onu-mujeres— del Protocolo para la atención de violencia de género. Casos de años anteriores vuelven a estar presentes, en parte porque nunca se denunciaron de manera formal y están sin resolverse. ¿Ya existen denuncias formales en la Facultad de Ciencias Políticas a partir del protocolo? No, en este momento hay casos en las redes sociales, pero no denuncias en el jurídico. Lo que está pasando es similar a lo que ocurrió en la uam, donde hubo denuncias públicas en actos de protesta y redes sociales, pero como no hay


16

denuncias formales, resultó contraproducente, pues algunos de los profesores involucrados están demandando a las estudiantes por difamación. En la Facultad pasa algo similar, el Consejo Técnico ha discutido los casos de redes sociales, pero en tanto no exista una denuncia formal no se puede hacer mucho. La cultura de la denuncia es uno de los temas, entonces, que están pendientes. Otro tipo de agresión recurrente se da entre compañeros, estudiantes que acosan a las compañeras, pero también quisiera mencionar otros acosos: las y los estudiantes de la comunidad lésbico-gay también sufren abusos, discriminación y bullying. La tercera fuente de violencia de género provenía del crimen organizado. No es un secreto –es tema que se ha tocado en los medios de comunicación— que la Facultad ha padecido el problema del narco menudeo, con gente externa que viene a comprar y a consumir y que, antes de la actual administración, comenzó a asaltar a los estudiantes, pero también a agredir a las alumnas, a ejercer violencia directa contra las estudiantes. Tuvimos dos casos en que hubo agresiones físicas a las compañeras, una estudiante fue golpeada con una paleta de una banca, otro caso fue el de un tipo que grabó con su celular a una compañera mientras estaba en el baño. Por esta problemática inició una campaña en la Facultad, que comenzó a planearse antes que la unam se uniera a la de onu-Mujeres y salió en paralelo a ésta. ¿En qué ha consistido la campaña en la fcpys? Estamos abordando el tema a través de actividades académicas y culturales, con presencia de expresiones gráficas, mantas, arte urbano, actividades deportivas, conciertos, debates, conferencias y conversatorios. Aunque hubo una semana muy fuerte de lanzamiento, a la par de la campaña He for She, entendemos que el esfuerzo debe ser continuo. Hemos buscado a organismos de la sociedad civil, universidades autónomas, artistas y a los propios organismos de la universidad, como la Oficina del Abogado General, o externos, como la Comisión de Derechos Humanos.

Música y catedral

Nuevos enfoques, viejas temáticas RAÚL H. TORRES MEDINA, coordinador

Estuvieron presentes las compañeras de Batallones femeninos, artistas de rap feminista y que han sido voceras del movimiento, poetas y artistas de slam, un grupo de soneros y huapangueros. Se hizo un mural de grafiti con el artista urbano Yuca y una campaña gráfica elaborada por Gran OM. La siguiente etapa de la campaña es insistir en la construcción de la cultura de la denuncia, en que las y los estudiantes sepan que sí se le va a dar seguimiento a sus quejas y que existen instancias y un protocolo para darles atención. Las conferencias han girado en torno a los temas del abuso, de equidad, altos grados de violencia real, simbólica y de género que está viviendo nuestro país. Hubo un conversatorio con Marta Lamas, en la que las estudiantes externaron una crítica muy fuerte a los botones de pánico que se instalaron en los baños de mujeres en las vacaciones de verano. La crítica fue que ya se da por hecho que ellas viven en peligro. La respuesta fue que sí, vivimos en una sociedad en peligro, pero no significa dar por sentado que siempre van a caminar con miedo, sino que en este momento eran urgentes medidas de protección, al tiempo que se construyen respuestas desde la cultura y la comunidad, la reconstrucción de la comunidad. Están explotando muchas cosas en el país, en la sociedad, y no queda de otra que tomar cartas en el asunto y preparar un terreno diferente para las nuevas generaciones. Las cosas no van a cambiar de un día para el otro. Es más, ante las protestas en las calles están ocurriendo reacciones de parte de quienes agreden, de quienes violentan, que están activos y responden. El tema es no seguir como si no pasara nada, porque sí pasa y es muy grave lo que ha ocurrido, los feminicidios contra mujeres, heterosexuales o transgénero. ¿Han funcionado los botones de alarma? Aunque al principio hubo muchas falsas alarmas, tuvimos un caso real. Fue un caso de agresión por parte de la pareja, un estudiante de fes Aragón empujó y golpeó a una estudiante de aquí. La compañera corrió hacia el baño y apretó el botón, otros estudiantes

NOVEDADES EDITORIALES 2016

COLECCIÓN LA CIUDAD

Una nueva mirada sobre la historia de la música novohispana, fenómeno que por su complejidad, sus silencios y lagunas no podría explicarse en función de una sola causa, se incluye un balance de los logros alcanzados en su campo de estudio y de los temas por investigar. Las fuentes, hipótesis e interpretaciones que ofrecen para su análisis y sus metodologías nos permiten superar la visión tradicional de la historia de la música en México. Los trabajos vienen acompañados de un riguroso aparato crítico que brinda al lector la posibilidad de profundizar en las problemáticas abordadas.


«¿Qué hace diferente a un asesinato de un feminicidio? La saña con la que se mata a alguien y las connotaciones sexuales y de exhibición.»

que vieron lo que pasaba detuvieron al agresor en lo que llegó el equipo de vigilancia interno. El caso se llevó al jurídico, la chica estaba muy asustada y afectada, la Facultad le prohibió la entrada al estudiante de Aragón y notificó a su Facultad. Aunque se le dio el acompañamiento jurídico, la compañera no quiso seguir la denuncia, lo que sí funcionó fue el acompañamiento psicológico. Los dos tipos de atención son necesarios, pero debemos respetar la decisión de las y los agredidos de hasta dónde quieren llevar la denuncia. Lic. Laura Villalobos Nájera, apoyo a la Comisión de Mediación y Conciliación del 4°Consejo Universitario. uacm. ¿Qué es la violencia de género y en qué es diferente a otros tipos de violencias? La Constitución dice que hombres y mujeres somos iguales en derechos, al ser ciudadanos, tenemos el acceso a todos los servicios y el amparo de las leyes. Pero, cuando la cultura te asigna una serie de tareas o roles que se consideran femeninos, como la crianza de los niños o las labores domésticas, hace que tus espacios se reduzcan, que tu “deber ser” se restrinja al estereotipo asignado externamente. Ahora bien, en términos de violencia de género, ésta parte de un menosprecio a lo femenino, por eso también ocurre la violencia contra las mujeres transgénero. Porque sólo lo heteronormativo se considera “normal” y todo lo que está fuera amenaza a los varones, dado que si te educaron para tener un comportamiento de supremacía, de dominio, todo lo que se resiste de alguna forma aparece como amenaza. ¿Qué hace diferente a un asesinato de un feminicidio? La saña con la que se mata a alguien y las connotaciones sexuales y de exhibición. A las mujeres no sólo las matan, sino que las violan y las torturan, el asesino exhibe sus cuerpos, se les arroja a un canal, a un basurero. Se hace énfasis en la agresión sexual. Cuando aparece un caso de una niña de diez años, violada, torturada y asesinada, se suele decir “¡fue un enfermo, un loco!”. Pero

Estudis sobre Conflictes Socials

Exilios en el mundo contemporáneo: vida y destino JOSEP SÁNCHEZ CERVELLÓ, ALBERTO REIG TAPIA coordinadores

no es así, no hay enfermos, sino una reproducción de lo que socialmente se ha construido, del “deber ser” que señala a la masculinidad como algo violento. ¿Cómo y quién ejerce violencia de género en las universidades? Las Instituciones de Educación Superior son un lugar especial como generadoras de conocimiento y cultura, además que se les considera lugares seguros, igual que a los hogares. Pero, resulta, que justo en los hogares se dan los índices de violencia más altos, el mayor porcentaje de daño hacia las mujeres ocurre en sus casas. Los estudios recientes arrojan un resultado similar para las universidades. Las jóvenes llegan a la universidad con toda la ilusión de hacer una licenciatura, un posgrado, lo que menos esperan es que estos son lugares de peligro para ellas. Quienes formamos parte de una comunidad universitaria venimos con una cultura, una formación y un ambiente, que es la del resto del país. Entonces, repetimos y permitimos, tanto mujeres como hombres, los esquemas, los referentes donde se repite la violencia, porque eso es lo que hemos aprendido, lo que ha constituido nuestra identidad. El problema es no tener políticas institucionales para hacer frente a la violencia de género en las universidades. Hablar de cultura de paz no significa que lo sepamos llevar a la práctica, esconder la violencia no significa que no suceda. ¿Cómo las universidades pueden actuar y re-educar para combatir la violencia de género? De hecho el concepto de re- educación se encuentra en la Ley para el Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia. Una forma de reparar el daño es prevenir, con medidas re-educativas; la violencia no es destino, nadie está sentenciado a ser violento o sufrir violencia, pues su origen es cultural, por lo que se puede modificar en la medida en que se reflexione, se reconozca su existencia y haya voluntad.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

UNIVERSITAT ROVIRA I VIRGILI

Si hay un drama humano íntimamente ligado a la guerra y la muerte es el exilio, al que siempre se ve arrojado el exiliado en contra de su voluntad, nunca voluntariamente. Nadie abandona por simple espíritu de aventura, de conocimiento o de descubrimiento, su país o su familia o a sus más próximos allegados sino impelido por razones políticas o económicas muy concretas y forzado por una situación tan destructiva y traumática como una guerra civil y sus inmediatas consecuencias. La vida humana en una situación límite siempre es una fuente inagotable de conocimiento, que nos fuerza a plantearnos muchas preguntas y a tratar de responderlas.

17


«…nos toca trascender a la comunidad universitaria mediante la educación, el insistir en que la violencia de género no es normal, no hay un “instinto”, ni los varones están enfermos.»

18 La política institucional, es decir, desde las autoridades, es diseñar políticas claras acerca de cómo administrar los recursos. En este caso los que deben destinarse –por Ley- a la construcción de políticas de equidad y contra la violencia de género. Tanto en el Presupuesto de Egresos de la Federación como en el Plan Nacional de Desarrollo se señala que todas las instituciones que reciben recursos públicos deben destinar una parte de su presupuesto para los temas de igualdad de género, prevenir la violencia, la inclusión y la promoción de los derechos humanos. ¿Qué ocurre con esos recursos? Que se diluyen, en unos casos, porque hay quién no sabe cómo emplearlos, y otros porque sí saben pero prefieren desviarlos hacia otras actividades. Las y los ciudadanos tenemos la obligación de vigilar no solamente la transparencia, sino el buen uso de los recursos, es decir, que se cumpla la Ley. Aunque seamos autónomos, estamos obligados a cumplir estas disposiciones. Lo que ha ocurrido es que en las universidades se ha invisibilizado el problema. Nadie quiere que la CNDH le mande una recomendación, pero, al mismo tiempo, nadie quiere atender lo que está pasando. ¿Y la uacm? En la uacm tenemos mucho tiempo trabajando de manera individual, a veces más o menos organizada, con grupos en los planteles o por voluntad de alguien que tiene relaciones con otras instituciones. Los casos de violencia han sido atendidos más de manera voluntaria por quienes se acercan a quienes fueron agredidas y deciden acompañarlas. Los logros son principalmente de algunas mujeres organizadas. Desde la Coordinación de Servicios Estudiantiles estuvimos trabajando con mesas de discusión, en 2014, para sensibilizar sobre el tema e involucrar a la administración, tratando de invitar a las estudiantes y a quienes quisieran trabajar para hacer un protocolo de atención a las víctimas de violencia.

Se trata de una ruta que puede seguir quien sienta que ha sido violentada o afectada por ser mujer. A veces, muchos profesores y hasta estudiantes creen que la Universidad es un espacio sólo para varones, en especial en las carreras de ingeniería (aunque suene increíble, ocurre). Hay hostigamiento y acoso sexual: la diferencia tiene que ver con la jerarquía del agresor. Para difundir el protocolo y ponernos de acuerdo para visibilizar y atender, pero nos encontramos con que no nos hicieron mucho caso los tomadores de decisiones. Entonces seguimos otra ruta. Las compañeras de Círculo de Género diseñaron un protocolo de atención serio, para que quienes han sido agredidas sepan en qué puerta tocar, y que quienes las atiendan sepan qué hacer. Otras compañeras de Cuautepec propusieron más o menos lo mismo. ¿Requerimos de presupuesto? Sí, pero también de creatividad y, sobre todo, de voluntad política. En parte, lo que ha ocurrido es que existe una negación del fenómeno. En contraste, hay estudiantes, académicas y trabajadoras que se están organizando, lo que sigue es insistir en que se destinen recursos, lugares y actividades para atender a quienes denuncien. Esto es importante porque la institución, de acuerdo con La Ley, se hace cómplice de la violencia cuando es omisa, por otro lado, nos toca trascender a la comunidad universitaria mediante la educación, el insistir en que la violencia de género no es normal, no hay un “instinto”, ni los varones están enfermos. Además de atender a las víctimas, debemos actuar para sancionar, brindar acceso a la justicia, reparar el daño y garantizar la no repetición de las conductas. Cuando una víctima llega a denunciar es porque muchas cosas ya pasaron por su cabeza, debió tener o mucha rabia, o mucho dolor y miedo por lo vivido. Denunciar un hostigamiento o un acoso sexual, una violación, no lo hace alguien que no lo haya pasado. Por eso hay que hacer un llamado a la comunidad, pues no se trata de un problema de alguien más, es nuestro problema y tenemos que actuar ante él.


«Las universidades no están exentas de que ocurran otro tipo de violencias, entre compañeros, entre colegas, pero la que es alarmante es la ejercida desde el poder que da ser docente…»

19 María Eugenia Covarrubias. Profesora-investigadora de la UACM Cuautepec e integrante del Grupo Interdisciplinario de Investigación en Género y Sexualidad. ¿Qué es la violencia de género y por qué es diferente a otras violencias? En un sentido amplio, son todos aquellos actos que se ejercen con la intención de agredir a otra persona, sin importar el género del agresor, pero la que se está denunciando en específicos es la violencia de género ejercida por hombres contra mujeres, pues tiene un elemento cultural muy arraigado: la creencia de que las mujeres tienen un estatus inferior al de los varones y donde los hombres han introyectado que les corresponde dominar, someter y controlar a las mujeres. De ahí que se incurre en prácticas violentas, desde lo simbólico a lo físico, lo económico y psicológico. ¿Quién y cómo ejerce violencia de género en las universidades? Desde las universidades hay un tipo de violencia adicional, que es la más preocupante, la que se ejerce desde una situación de poder, es decir, es la que va del profesor hacia una estudiante. Las universidades no están exentas de que ocurran otro tipo de violencias, entre compañeros, entre colegas, pero la que es alarmante es la ejercida desde el poder que da ser docente, porque se añade una posición de privilegio adicional para violentar, de maneras que van desde muy sutiles a muy burdas en las diferentes modalidades que señalé, incluida la violencia sexual. ¿Hay una resistencia en las universidades a tratar el tema del acoso en sus instalaciones, atacarlo, hasta estudiarlo? En México es un problema que hasta hace poco se comenzó a reconocer. Había sido minimizado y esa resistencia tiene que ver con que algunas de las personas que han estado involucradas en situaciones de acoso o abuso, cuentan con un alto prestigio académico, lo que contribuye a que sea muy difícil ir en contra de él.

Pareciera que ponerle nombres y apellidos a la violencia desprestigiaría no a la persona en sí, sino a la institución. Es uno de los obstáculos que se siguen sorteando en muchas universidades. Por otra parte, al ser personas con prestigio, gozan del apoyo de una parte de las comunidades universitarias, pero también de instancias externas, desde las que se descalifica per se la denuncia, cualquier acusación y de inmediato la mujer es la que se convierte en la señalada, la que incurre en una falta, la que está injuriando, etcétera. Así se vive una situación doblemente complicada. ¿Qué pasos deben seguir las instituciones de educación superior para dar cobertura a las víctimas, investigar en forma imparcial y garantizar acceso a la justicia? De manera más lenta de lo que quisiéramos, pero ya se están elaborando protocolos para saber lo que debe hacerse en estos casos, y se deben poner a prueba, ser modificados y revisar que se apliquen. El otro tema es que falta mucha sensibilización al respecto dentro de los espacios universitarios para que se entienda que es una problemática real, se necesita informar y generar conciencia para denunciar cuando ocurre. Aunque en nuestro país hemos avanzado poco en la cultura de la denuncia, no por ello se debe dejar de insistir, hay que evidenciarlo y señalarlo. Ahora bien, es importante que cuando ocurren las denuncias, es importante la existencia de comités externos especializados, para evitar ser juez y parte y correr el riesgo de desviar un avance en el seguimiento de un caso por cuestiones personales o celos profesionales. La figura de los comités de honor, es decir, conformado por personas con reconocimiento ético y moral bien fundamentado, es una figura útil en estos casos. El otro tema es que esto debe entrar en el currículo general, no quedarse en el llamado “currículo oculto”, sino ser parte de lo que se discute formalmente en las aulas, de manera consistente en todas las licenciaturas.


VOCES QUE NOS VISITAN

VIOLENCIA SEXUAL CONTRA MUJERES EN UNIVERSIDADES ANGELES MAGDALENO C. / RAMÓN ALFONSO SALLARD

L

20

a violencia sexual contra mujeres en universidades públicas de México existe desde hace varios años, pero la Recomendación 45/2013 de la Comisión Nacional de Derechos Humanos (cndh), la primera de la historia en contra de la unam, por el caso de la estudiante de la Preparatoria 9, Vanesa Rodríguez, hizo más visible el problema y exhibió en toda su magnitud la indolencia, resistencia y omisión criminal de las autoridades. Esa misma actitud ya había sido exhibida en septiembre de 2010, frente a la desaparición de la estudiante de Arquitectura, Adriana Morlett, y no fue modificada posteriormente, ni siquiera cuando se confirmó su asesinato 14 meses después. Lo que prevalece hasta la fecha en la unam, al igual que en la mayoría de las universidades públicas del país, es la defensa de un privilegio adquirido durante el régimen de partido de Estado: el Fuero Universitario. Aunque no es una concesión legalmente establecida, sí lo es en los hechos, muy a tono con una de las principales características de ese sistema político que no termina de morir: las reglas no escritas. Lo que sucede en el campus se queda en él, así se trate de hechos delictivos. Por encima de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos y de los tratados internacionales en materia de Derechos Humanos suscritos por el Estado, prevalecen ilegalmente los reglamentos y los tribunales internos de sanción, los cuales suelen favorecer a su élite. Esta concepción medieval no es un problema derivado de la mal entendida y peor aplicada Autonomía Universitaria 1, pues el Instituto Politécnico Nacional es un órgano desconcentrado de la Secretaría de Educación, que no tiene autonomía ni en su gobierno, ni en las libertades de cátedra e investigación, y también allí se presenta el fenómeno de violencia sexual contra mujeres. La diferencia es que la mayoría de los casos se han dirimido al interior y, por tanto, no han tenido el alto impacto mediático de los registrados en la unam o, más recientemente, en la Universidad de Guanajuato2. Desde hace varios siglos, las más antiguas universidades europeas pusieron en práctica el concepto de organización, denominado autonomía universitaria. Tal es el caso de Bolonia (1088), París (1150), Cambridge (1209) y Salamanca (1218), entre otras. España llevó esta idea a varias de sus universidades coloniales en América, pero su aplicación no fue sencilla. Argentina reconoció legalmente la autonomía universitaria en 1919 —un siglo después de su independencia—, como consecuencia del movimiento de reforma iniciado un año antes en Córdoba. Pero un gobierno militar anuló la autonomía en 1966. Ésta fue restaurada en 1983 y en 1994 adquirió rango constitucional. 1 El concepto de Autonomía se resume en a) autogobierno: elección de sus propias autoridades sin injerencia externa; b) independencia política y administrativa del poder público; y c) estatutos y programas de estudio propios. 2 Caso de la estudiante de posgrado María Isabel Puente en contra de su profesor Julio César Kala, emeequis, 27/06/2016. Véase: http://www.m-x.com.mx/2016-06-27/estas-ardida-asi-respondio-launiversidad-de-guanajuato-a-becaria-agredida-sexualmente/

En México, mientras tanto, la Ley de Autonomía de la unam fue expedida el 10 de junio de 1929, pero no garantizaba su autogobierno ni la libertad de cátedra e investigación. La legislación, producto de una lucha de estudiantes y profesores, precedida de movilizaciones, huelgas y represión gubernamental, estuvo vigente durante varias décadas3. Sin embargo, la matanza estudiantil de Tlatelolco el 2 de octubre de 1968, la del 10 de junio de 1971 y los crecientes movimientos autonómicos en diversas universidades públicas del país, obligaron al gobierno, en 1979, a plasmar en la Constitución el concepto de autonomía universitaria. El surgimiento de diversos movimientos guerrilleros en la década de los 70, nutridos fundamentalmente por universitarios, y el temor gubernamental a nuevos baños de sangre estudiantiles, crearon cotos de poder y privilegios en las universidades públicas, que alejaron a éstas del concepto de autonomía y las acercaron más al de fuero medieval.

Fuero universitario y fuero eclesial La Real Academia Española de la Lengua define el fuero (del latín fórum) como “jurisdicción, poder”, y también como: “Cada uno de los privilegios y exenciones que se conceden a una comunidad, a una provincia, a una ciudad o a una persona”. La rae es particularmente extensa para explicar el fuero eclesiástico y el concepto de privilegio (del latín privilegium): “Exención de una obligación o ventaja exclusiva o especial que goza alguien por concesión de un superior o por determinada circunstancia propia”. En ese sentido, el privilegio del fuero era aquel “que tenían los eclesiásticos para ser juzgados por sus tribunales”. Tal cual ocurre hoy en nuestras universidades públicas, sobre todo en casos de violencia sexual contra mujeres, como más adelante se demuestra con varios casos concretos. La diferencia es que el conjunto de privilegios que en la Edad Media un monarca concedía a un territorio, ciudad o persona4, en México fue producto del vacío de poder creciente, de la corrupción y de la impunidad. Si la burocracia se reproduce a sí misma (Max Weber), es lógico, entonces, que muchas decisiones en las universidades públicas se tomen por jerarquía, no por capacidad ni por racionalidad. Durante décadas y hasta nuestros días, las autoridades académicas y los órganos de gobierno han defendido los intereses de la élite, e incluso han privilegiado las ambiciones personales, en lugar de dar prioridad al interés colectivo de la institución y de la propia sociedad. 3 Rodríguez Araujo, Octavio (23 de octubre de 2014). «Recorrido de la unam por su autonomía». La Jornada. Sección Opinión. p. 26. Consultado el 22 de noviembre de 2016. «(...) quienes lucharon por la autonomía de la Universidad Nacional demandaban que la autonomía no sólo fuera autogobierno, sino también y no menos importante, libertad de cátedra y de pensamiento.» 4 El primer fuero fue concedido a Nájera por Sancho III, en 1020; en el año 1701, Felipe de Anjou entraba en Aragón y juraba los fueros.


21 Esta desviación, en el México actual, resulta perfectamente explicable a partir de la revelación que hizo Miguel de la Madrid Hurtado a la periodista Carmen Aristegui en 2009. El ex presidente de la República reconoció –aunque después del escándalo se desmintió, alegando problemas de salud mental—que en México existe un pacto de impunidad que protege a la clase política toda.5 Los políticos son, precisamente, los que dirigen las universidades públicas, trátese de organismos autónomos como la unam, o de instituciones dependientes de la Secretaría de Educación Pública como el ipn. Lo que destapó la cloaca fue la recomendación 45/2013 de la cndh en contra de la unam. El entonces rector José Narro Robles, hoy flamante secretario de Salud del gobierno peñanietista, y aspirante presidencial del pri, reaccionó de manera airada. Frente a hechos concretos de violencia sexual contra una estudiante de preparatoria —menor de edad, además— por parte de un profesor, el funcionario alegó que la comisión tuvo “expresiones sesgadas y de mala fe” que perjudicaban a la máxima casa de estudios del país.6 Peor estuvo Luis Raúl González Pérez, entonces abogado general de la unam, y actual presidente de la cndh. El también ex fiscal del caso Colosio criticó la postura del organismo defensor de derechos humanos que hoy preside y dijo que la unam “no era un Ministerio Público”.7 Ambos funcionarios no tuvieron la menor empatía y consideración con la víctima. Aunque dijeron que sí habían acompañado la denuncia de la joven de 16 años, la cndh documentó lo contrario en su recomendación. La unam limitó su actuar al orden laboral y no realizó el proceso necesario para que el profesor agresor recibiera una sanción penal. 5 Entrevista a Carmen Aristegui, El Periódico, las cosas por su nombre, número 9, semana del 18 al 24 de mayo de 2009. 6 http://www.proceso.com.mx/358584/arremete-narro-contra-lacndh-por-denuncia-de-acoso-contra-una-estudiante 7 https://noticias.terra.com.mx/mexico/unam-revictimiza-a-jovenacosada-sexualmente-por-maestro-cndh,9a184a2653962410VgnVC M5000009ccceb0aRCRD.html

Señaló textualmente: “No obró constancia alguna en el sentido de que la Oficina del Abogado General hubiera dado vista de los hechos a la Contraloría en esa institución, a fin de que se investigara también la responsabilidad administrativa, provocando que los agravios queden en la impunidad, debido a que la sanción del citado servidor público (unam) se restringió al ámbito laboral, limitándose con ello el acceso a la justicia de V1(alumna agredida)”. Por ello, la cndh recomendó resarcir el daño a la alumna por medio de atención y apoyo psicológico, además de impartir cursos de capacitación al personal universitario sobre los derechos de las mujeres y fomentar dentro del plantel el respeto hacia éstas, para evitar casos de violencia en su contra. El primer visitador de la cndh, Luis García, concedió una entrevista a Milenio-Televisión en noviembre de 20138 en la que lamentó la "indolencia", el "abandono" e incluso la "complicidad" de la unam ante los hechos. La institución respondió con un comunicado en el que acusó al organismo de ofrecer argumentos "falaces, sesgados y de mala fe", pues sostuvo que había actuado adecuadamente y que reprobaba el acoso ejercido por el profesor Teodoro Castro. Informó también que éste había sido despedido y que se había acompañado a la alumna a la presentación de la denuncia penal. Sin embargo, la propia alumna desmintió a la unam. Dijo que después de denunciar al profesor que la acosó sexualmente, no recibió apoyo psicológico ni jurídico por parte de la institución. Adicionalmente, reveló que padecía “rechazo” por parte de algunos de sus profesores: "Después de la recomendación de la cndh, no ha habido nadie que se me acercara para informarme qué ha pasado, ni el abogado, ni la directora, absolutamente nadie, al contrario, le digo a mi mamá que hasta me siento un bicho raro, me siento incómoda, rechazada de alguna manera".9 8 http://www.milenio.com/politica/CNDH-queja-maestroacosador_0_190780945.html 9 Íbid.


Imágenes © Manuel Amador / Revista Hysteria

«Autoridades responden igual que la Iglesia Católica frente a la pederastia: primero lo niegan y después culpan a las víctimas.»

22

No es mera coincidencia que las actitudes y argumentos de Narro y de González Pérez parezcan calca de la postura que asumieron en su momento los dos principales jerarcas de la Iglesia Católica mexicana, los cardenales Norberto Rivera Carrera y Juan Sandoval Íñiguez, frente a los abusos del fundador de Los Legionarios de Cristo, Marcial Maciel, y de otros casos escandaloso de pederastia, como el del sacerdote Nicolás Aguilar Rivera, acusado de, por lo menos, 26 casos de abuso sexual a menores en Estados Unidos y con orden de aprehensión en México. El fondo es el mismo: a los nuestros los juzgamos y sancionamos nosotros. Pero primero protegemos a la institución. En 2010, Sandoval Íñiguez, ya retirado del arzobispado, seguía minimizando el problema. Declaró que en los últimos nueve años, seis sacerdotes habían sido separados de su ministerio, tras haberles comprobado que incurrieron en abusos sexuales. Sin ofrecer detalles, consideró que la cifra es “baja”, si se toma en cuenta que en la diócesis ejercen 1,100 sacerdotes, y pidió “comparar los casos con los que ocurren en otros sectores, como el Ejército y el magisterio”.10 Marcial Maciel falleció en 2008. Seis años después, el 6 de febrero de 2014, la orden de los Legionarios de Cristo emitió un comunicado en el que manifestó su reprobación de los comportamientos “gravísimos y objetivamente inmorales” de su fundador, y pidió “perdón” a sus víctimas, después de haberlas injuriado y acosado durante años. En entrevista concedida a la agencia española de noticias Efe, en 2016, el cardenal Sandoval, arzobispo emérito de Guadalajara, finalmente admitió que hubo protección a pederastas y confirmó que la casa Alberione, ubicada en el municipio de Tlaquepaque, fue un hogar de acogida para sacerdotes involucrados en casos de pederastia.11

¿Y las víctimas? Incluso en 2016, el arzobispo de la Ciudad de México, Norberto Rivera, seguía defendiendo lo indefendible: “Dios ya perdonó a los sacerdotes pederastas (…) Como institución tenemos nuestros propios juicios canónicos. En esos casos se analizan muy bien las acusaciones, porque hay niños muy mentirosos, incluso hay niños que ya desde 10 http://expansion.mx/nacional/2010/03/16/cardenal-sandovaladmite-6-casos-de-pederastia-en-la-iglesia-de-jalisco?sms_ ss=twitter 11 http://www.efe.com/efe/america/mexico/cardenal-emeritoadmite-que-hubo-proteccion-a-pederastas-en-oeste-demexico/50000545-2950043

edad muy temprana y tientan y provocan a los mayores”.12 Argumento similar utilizó la Universidad de Guanajuato con la becaria que fue víctima de intento de violación, por parte de un prestigiado académico, durante la clausura del doctorado interinstitucional en la Universidad Autónoma de Aguscalientes. Como los hechos ocurrieron en una entidad distinta, la acusación penal se desechó. Además, los funcionarios de la institución guanajuatense mintieron flagrantemente durante las investigaciones, a fin de proteger al acusado, hombre cercano al rector. Y a la víctima la acusaron de “ardida”. Incluso le dijeron que ella era la “culpable” de lo sucedido.13 En la unam, José Narro Robles y Luis Raúl González Pérez no llegaron a tanto, pero las expresiones del entonces rector no dejan lugar a dudas. Incluso la agencia Proceso (Apro) tituló su nota del 22 de noviembre de 2013 de la siguiente manera: “Arremete Narro contra la cndh por denuncia de acoso contra una estudiante”. Y advirtió que la recomendación disminuía “la calidad moral de la comisión”. Entrevistado durante la 44 Asamblea General de la Asociación Nacional de Universidades e Instituciones de Educación Superior (anuies), realizada ese día en la Universidad Iberoamericana, el entonces rector utilizó el clásico lenguaje críptico del priismo: “Cuando uno va a sumando los hechos resulta muy preocupante que una institución que tiene que ser de buena fe aparente no serlo. Es muy preocupante que una institución que debe manejar las cosas con toda pulcritud, aparente que no es así. Es muy preocupante porque si hubo algún interés de lesionar a la unam se lesionó a la cndh”. Y especuló: “Nos parece que ha habido asuntos de otra naturaleza que no voy a ventilar en este momento que son delicados y que disminuyen la calidad moral de una institución”. Nada dijo, desde luego, de la segunda víctima que interpuso queja contra el mismo profesor, por los mismos motivos —violencia sexual contra una alumna de 16 años para aumentarle calificación—, inmediatamente después de que se diera a conocer la recomendación de la cndh a la unam, el 12 de noviembre anterior.

12 http://www.argumentopolitico.com/2016/09/dios-ya-perdonolos-sacerdotes.html 13 http://www.m-x.com.mx/2016-06-27/estas-ardida-asirespondio-la-universidad-de-guanajuato-a-becaria-agredidasexualmente/


«Los reglamentos y tribunales internos se imponen a la Constitución y significan un Fuero Universitario inadmisible» Empoderamiento de la mujer y violencia de género Con 130 años de diferencia, Federico Engels y Cristine Lagarde coincidieron en lo fundamental: el factor económico es el punto nodal para lograr la igualdad de género. Este proceso inició con la Revolución Industrial, que sustrajo a la mujer del seno del hogar y la incorporó al mercado de trabajo. Dos siglos después, en plena Revolución Informática, que ha modificado de raíz la forma de almacenar y difundir los saberes, así como la manera de comunicarnos, el ciclo parece completarse. En ese lapso, la supremacía del hombre en el hogar dejó de ser inobjetable. En consecuencia, el concepto tradicional de “familia” ha experimentado una profunda transformación. A ello hay que sumar los crecientes movimientos feministas, de diversidad sexual y de defensa de los derechos humanos, a partir de los años 60 del Siglo XX. El conjunto de estas luchas dieron como resultado nuevas modalidades o formas de concebir a la familia. En nuestros días, no obstante la oposición de sectores conservadores, los hechos han terminado por imponerse en la mayoría de nuestras sociedades, y las leyes han tenido que ser adaptadas a la realidad. Es lo que ha sucedido en México, por ejemplo, con el matrimonio entre personas del mismo sexo, cuya vigencia ha sido avalada por la Suprema Corte de Justicia de la Nación. Independientemente de aspectos morales, jurídicos, políticos y sociales, la base de esta vasta mutación del concepto “familia” en las sociedades modernas occidentales, ha sido la creciente independencia económica de la mujer. Ese es el inicio de la transformación. Sin ese elemento no podría hablarse hoy del "empoderamiento de las mujeres". El término, originalmente en inglés (empowerment), fue acuñado en 1995 durante la Conferencia Mundial de las Mujeres en Beijing (Pekin), para referirse al aumento de la participación femenina en los procesos de toma de decisiones y acceso al poder. A pesar de todos estos avances, la equidad aún está lejos. Peor aún: en el seno familiar persiste un problema añejo, que ha sido imposible de erradicar, y que es más común de lo que se reconoce, incluso en nuestros días: la violencia. Lo advertía Engels en El origen de la familia, la propiedad privada y el estado, obra publicada en 1884: “Desde que la gran industria ha arrancado del hogar a la mujer para arrojarla al mercado de trabajo y a la fábrica, convirtiéndola bastante a menudo en sostén de la casa, han quedado desprovistos de toda base los últimos restos de la supremacía del hombre en el hogar pro-

letario, excepto, quizá, cierta brutalidad para con las mujeres, muy arraigada desde el establecimiento de la monogamia”.14 Cristine Lagarde, directora-gerente del Fondo Monetario Internacional (fmi), una de las instituciones símbolo de la hegemonía capitalista, sostiene que para “desembarazarnos del detrito que representa esta arraigada desigualdad de género”, son necesarios tres elementos: educación, trabajo y liderazgo. “La educación siempre ha sido el gran sendero hacia la oportunidad. Fue en parte gracias a su innovadora política educativa que Estados Unidos se erigió como líder económico durante el Siglo XX, y la igualdad de género fue un componente crucial de esa estrategia”, señala. He ahí el viejo proverbio africano que dice: “Si instruimos a un niño, preparamos a un hombre. Si instruimos a una mujer, preparamos a toda la aldea”.15 ¿Cómo explicar entonces la creciente violencia sexual contra las mujeres en las universidades públicas? ¿Acaso es un fiel reflejo de nuestra sociedad machista, clasista y misógina?

La Santa Madre UNAM Caso 1. Filosofía y Letras. Profesor Arturo Noyola Robles. Letras Hispanoamericanas. Denuncia de Marcela Lagos. Mediante una carta dirigida a las autoridades de la unam, Marcela narró que desde inicios de su relación, y hasta después de que concluyó, Noyola la agredió física y psicológicamente y le impidió titularse. Relató: “El 19 de enero de 2008 por la mañana, me jaló el cabello, me pateó, me cacheteó y me escupió porque la noche anterior, durante una cena que organizó con unos amigos suyos, bailé durante un tiempo prolongado con uno de ellos”. Al día siguiente, ella regresó a la casa de su agresor con la esperanza de hablar y arreglar el problema, pero él le dijo: “Todo está cerrado por si intentas escapar. No podrás. Te daré lo que te mereces por puta”. Esa vez la golpeó brutalmente, la violentó sexualmente y amenazó con matarla. Un día después, Lagos levantó una averiguación previa ante la Agencia del Ministerio Público de Coyoacán. Sin embargo, la denuncia no concluyó con el castigo al agresor y más adelante, a petición de Noyola, Lagos retiró la demanda. “Comprendo —escribió— que es difícil para la gente que no está dentro del círculo de violencia entender cómo es que una mujer permanece en una relación en la que sufre insultos, 14 Engels, Federico. El Origen de la familia, la propiedad privada y el Estado. 1884. Obras escogidas. Tomo II, (pág. 259) 15 Todas las citas de Lagarde provienen de la conferencia que dictó en el National Democratic Institute de Washington, DC, el 19 de mayo de 2014.

23


Las denunciantes pidieron: 1. La expulsión definitiva del denunciado. 2. Que se garantice la integridad personal de las afectadas. 3. La implementación de un sistema de investigación, formación estadística y de transparencia en cuanto a las denuncias y su acceso a la justicia. 4. Que se establezcan protocolos y reglamentos para sancionar a los agresores y proteger a las víctimas, y que se cumpla con el derecho de petición. 5. La instauración de instancias especializados con perspectiva de género que no re-victimicen a las personas afectadas. Las afectadas exigieron un alto a la violencia institucional ejercida contra mujeres universitarias que se atreven a denunciar; acciones contundentes y ágiles que sancionen a todo agresor; la creación de un “Observatorio universitario de violencia de género en la unam”; y también repudiaron “el ocultamiento, la retención de los casos y la desacreditación de las denuncias por parte de las autoridades competentes”. En otras palabras, la repetición de conductas ya descritas anteriormente por parte de las autoridades universitarias. Ver desde el minuto 4: https://www.youtube.com/ watch?v=ason4elfLUg

24

amenazas, menosprecio, humillaciones, vejaciones, golpes y absoluta negación de su ser. Yo misma no lo entendía antes de lo que sufrí…hasta hace algunos días todavía quedaban en mí restos de culpabilidad sobre la conducta violenta que el profesor Arturo Noyola tuvo conmigo, sin embargo, saber que no he sido la única alumna que ha salido con él y que ha sufrido de su maltrato, me ha ayudado un poco en el proceso para liberarme del peso que cargaba sobre mí al sentirme responsable de su proceder cruel e implacable”. Se sabe que Noyola ha sostenido relaciones sexuales y sentimentales con sus alumnas desde hace más de 20 años, y por sus propias palabras registradas en un correo electrónico dirigido a Lagos, pensaba seguir acosando a sus alumnas. Luego de la denuncia, dirigida al rector José Narro Robles; a Rosalba Casas Guerrero, presidente de la Comisión de Equidad y Género del Consejo Universitario; y a Leoncio Lara Sáenz, defensor de los Derechos Universitarios, el Consejo Técnico del Colegio de Letras suspendió a Noyola por un semestre mientras se investigaba el caso. El director de Asuntos jurídicos dispuso que Lagos fuera atendida por dos abogados de esa dirección, pero fueron de poca ayuda pues trataron de convencerla para que no publicara la denuncia. Lo único que logró sacudir a la burocracia de la unam fue la difusión masiva de lo sucedido, mediante redes sociales y medios de comunicación tradicionales, que incluyó soeces y explícitas amenazas telefónicas del citado profesor a la estudiante violentada sexualmente. Y entonces sí, la institución anunció el despido del violador, el 18 de agosto de 2011.16 Bien dice Giovanni Sartori: “La política está en los medios”. El diario La Jornada así lo sugiere: “El miércoles de la semana pasada los denunciantes de Noyola Robles dieron a conocer grabaciones de llamadas telefónicas y otros elementos que –dijeron– inculpaban al docente, e hicieron una petición directa al rector José Narro exponiendo el caso”. El video, en efecto, es contundente. Se puede consultar en la siguiente dirección: https://www.youtube.com/ watch?v=lcTeETPYuOg Caso 2. Facultad de Ciencias Políticas y Sociales. unam. Denuncia contra el estudiante Juan Carlos Sosa Ramírez. 16 http://www.jornada.unam.mx/2011/08/18/sociedad/044n3soc

Caso 3. Arquitectura. La estudiante Pola Brailowski denuncia acoso sexual por parte de un profesor. En su momento fue ignorada. Por ello inició una petición en la plataforma change.org para exigir a las autoridades universitarias sanción contra el perpetrador. Sólo hasta entonces recibió un correo de Rectoría, firmado por la abogada general de la unam, Mónica González Contró, el 6 de mayo de 2016. La explicación de la estudiante es clara:17 Mi nombre es Pola Brailowsky, fui estudiante de la Facultad de Arquitectura en la Universidad Nacional Autónoma de México unam, en donde padecí acoso sexual, por parte del profesor adjunto del área de liberación de Prácticas Profesionales. Hecho denunciado desde 2011 ante las autoridades universitarias. Sin embargo, mi denuncia no fue anexada al expediente del trabajador-PERPETRADOR, hasta que fue rastreada 5 años después. Las actuales autoridades universitarias están conscientes que ni en su momento ni ahora, he contado con un proceso legal adecuado y transparente, ni se me brindó ningún tipo de acompañamiento o asesoría legal ni psicológica. Luego de transcurridos cinco años de los hechos, las autoridades de la Facultad me contactaron después de tener conocimiento de la publicación que realicé en la red social Facebook , a propósito del acoso sexual que sufrí. En su indagatoria se percataron de varias irregularidades dentro del expediente, dejando en claro la falta de ética del abogado que llevó el caso en 2011 y desde luego de la presión ejercida por el Sindicato de Trabajadores para evitar que el perpetrador fuera amonestado. Actualmente mi caso ya prescribió, pero a partir de mi denuncia en las redes sociales comenzaron a llegarme muchos mensajes por incidentes de acoso y solicitación de favores sexuales ocurridos dentro de la facultad. Lo que deja en claro que el mío no es un caso aislado, y la unam no cuenta con protocolo, comisión o autoridad que atienda, apoye y/o acompañe en el proceso legal y psicológico a las víctimas. La petición es para exigir a la unam la conformación de un organismo autónomo e independiente de las autoridades universitarias, para evitar que sean juez y parte, y dejen de tratar el acoso sexual como un asunto administrativo porque no lo es. Así como también se evite que las denuncias sean "traspapeladas" y se conozcan cuando hayan prescrito, tal y como sucedió en mi caso. Los miembros que integren dicho organismo deberán contar con la experiencia, capacidad y probidad necesaria para ayudar a los universitarios que hayan sido violentados y desde luego es URGENTE que la unam brinde apoyo psicológico y acompañamiento legal.

17 https://www.change.org/p/unam-crearorganismo-independiente-para-casos-de-acososexual?recruiter=382242408&utm_source=share_petition&utm_ medium=facebook&utm_campaign=autopublish&utm_term=des-lgno_src-no_msg


«Las autoridades, al igual que los profesores e investigadores de tiempo completo, difícilmente acompañan denuncias de este tipo.»

Algo pasa en Arquitectura: el caso Adriana Morlett Como es obvio, desde hace varios años, la unam no cuenta con mecanismos efectivos para tratar los casos de abuso y violencia sexual contra mujeres. No hay protocolos. Si acaso se producen sanciones, éstas son de índole administrativa o laboral, pero difícilmente se denuncia por la vía penal hechos delictivos castigados por la ley. Las autoridades, al igual que los profesores e investigadores de tiempo completo, difícilmente acompañan denuncias de este tipo. Mucho menos promueven el ejercicio penal en contra de algún miembro de la comunidad. Esto es así, en parte porque no tienen herramientas y en parte porque no quieren tocar los intereses creados. ¿Para qué hacerlo si también ellos gozan del ilegítimo fuero universitario? En otras palabras, a contrapelo de la retórica liberal, prevalece en nuestra máxima casa de estudios un conservadurismo extremo, muy similar al de la jerarquía católica mexicana. Las similitudes no son mera coincidencia. El caso Adriana Morlett Espinoza, estudiante de Arquitectura que desapareció el 6 de septiembre de 2010, ilustra con nitidez lo que aquí sostenemos. Hasta el día de su desaparición, la joven de 21 años compartía con su hermano Javier un departamento en la colonia Copilco, a unos 30 pasos de Ciudad Universitaria. Había legado a estudiar a la Ciudad de México en agosto de 2009, procedente de Acapulco, donde radica su familia. El siguiente relato, sintetizado, fue publicado en el portal digital Animal Político, el 17 de diciembre de 2010.18 Ese lunes 6 de septiembre, Adriana acudió a las 19:00 horas a la Biblioteca Central de la unam. Pidió en préstamo el libro Arquitectura, teoría y diseño de contexto, de Enrique Yáñez, con el número de folio 819419. Tenía previsto regresar inmediatamente a su departamento, donde había quedado de verse a las 20:30 horas con unos amigos para ver unas películas. En ese intervalo, recibió tres llamadas a su celular de Mauro Alberto Rodríguez Romero, estudiante de quinto semestre de Psicología, también en la unam. De acuerdo al testimonio de Mauro Alberto, ambos se vieron afuera de la biblioteca a las 19:30 horas. Caminaron por “las islas” (la explanada frente a la biblioteca), pasaron frente al departamento de Adriana, se subieron al metro Copilco, se bajaron en Universidad y tomaron una combi rumbo al departamento de él, ubicado en la colonia Santo Domingo. Ahí, Mauro Alberto le mostró un sofá que presuntamente Adriana quería comprar para su departamento, cosa que duró aproximadamente dos minutos. Salieron del departamento y en la esquina de avenida Aztecas y 18 http://www.animalpolitico.com/2010/12/caso-morlettel-viacrucis-de-la-justicia-mexicana/

Nezahualpilli, Adriana abordó un taxi y se fue, a las 20:30 horas. Eso fue lo último que se supo de ella. La familia de la joven llamó reiteradamente a su celular y a su Nextel, que daban tono pero no contestaban. Acostumbraban estar en contacto permanente. Se alarmaron cuando Adriana no llegó esa noche a dormir. Por ello, los padres decidieron viajar a la Ciudad de México, a donde llegaron el martes 7 de septiembre a las 2 de la mañana. A partir de entonces, recorrieron todas las instancias internas de la unam y del aparato de justicia, sin que los tomaran en serio. El Ministerio Público de Coyoacán se negaba a recibir la denuncia de los Morlett hasta que no pasaran las 72 horas reglamentarias para considerar a una persona desaparecida. Además, no había “seguridad” de que se tratara de un secuestro, porque “nadie había solicitado un rescate”. Ante la insistencia del papá, que nunca aceptó el argumento de que su hija “se había ido con el novio” y que pronto regresaría, como “todo mundo”, finalmente consintieron en iniciar el papeleo del trámite. Pero nada más. El abogado general de la unam, Luis Raúl González Pérez, y el procurador general de Justicia del Distrito Federal, Miguel Ángel Mancera, tampoco hicieron gran cosa. Sin algo por dónde seguir, la mamá de Adriana se acordó del libro que retiró su hija y preguntó qué había pasado con él. En la FAS le informaron que ya había sido devuelto. En compañía del abogado Alfredo Estévez, los Morlett y los agentes investigadores acudieron a la Biblioteca Central, donde les entregaron el libro. Se encontraban revisándolo, cuando una empleada sindicalizada de la biblioteca los “increpó” por encontrarse en las instalaciones, les quitó el libro y los corrió de las instalaciones. El abogado les indicó que no podía hacer nada porque se trataba de una empleada sindicalizada y no podía “meterse con el sindicato”. Los padres cuestionaron: ¿un taxista, presunto secuestrador y violador, regresó un libro de su víctima a la biblioteca? Extraño, por decir lo menos. Más extraño fue que, a partir de entonces, el buen trato que los Morlett habían recibido del área jurídica de la unam (Luis Raúl González Pérez), cesara. Todo cambió radicalmente: dejaron de atenderlos y después ni siquiera les tomaban la llamada. Al cumplirse 14 meses de su desaparición, el 30 de noviembre de 2011, los familiares de Adriana Morlett confirmaron la muerte de la joven. Desde el 19 de diciembre de 2010, las autoridades capitalinas habían localizado restos óseos en “lamentables y violentas circunstancias” en una zona alejada en la delegación Tlalpan, al sur de la Ciudad de México. Pero sólo hasta un año después confirmaron que pertenecían a la estudiante de Arquitectura. Hasta hoy no hay culpables de su desaparición y asesinato. Las imágenes que acompañan este texto (y el siguiente) pertenecen a la galería “Quinceañeras” contra el feminicidio del fotógrafo Manuel Amador. Son una cortesía de la Revista Hysteria. Para ver el reportaje y la galería completa: http://hysteria.mx/quinceaneras-contra-el-feminicidio/

25


DEBATES EN LA COMUNIDAD

ERRADICAR LA VIOLENCIA DE GÉNERO

DEBE SER UN COMPROMISO UACEMITA LAURA VILLALOBOS

TRABAJADORA ADMINISTRATIVA DE LA UACM

26

P

atricia era una chica inteligente y sus aportes eran reconocidos en el área, había retomado la escuela y estudiaba cuando las pequeñas de año y medio dormían. Me comentó entusiasmada que se iría esa noche de viernes de vacaciones a casa de su mamá con sus gemelas. El lunes por la mañana me dieron el periódico amarillista de la localidad, con una nota que me heló el corazón: ella había matado a sus hijas y luego se colgó, las fotos eran espantosas. La manipulación morbosa y ofensiva de los forenses, la policía carente de capacitación y la inmoralidad de la prensa local mostraban una imagen horrible: la misoginia corría a la velocidad de la luz en forma de chismes; lograron convencer hasta a los más cercanos que era ella una madre perversa. Sin embargo, la verdad salió a la luz. El traumatólogo –papá de las niñas– tenía otras dos demandas por manutención, además de la de Patricia, con otras parejas con las que había procreado familia, para después abandonarlas; ahora se iba a casar de nuevo con una tapatía de dinero y las demandas lo tenían colérico. Su rabia lo llevó a planear el triple homicidio, a las bebes les rompió la segunda cervical, después les inyectó alcohol, al igual que a ella. Todas las personas cercanas sabíamos que no ingería alcohol, por eso el exceso encontrado en su sangre fue por vía sanguínea y no gástrica, según el peritaje particular; tampoco tenía forma de subirse a la azotea y colgarse, tenía marcas de resistencia, tal vez porque vio cómo asesinaban a sus hijas delante de ella. Lo anterior lo supimos por el peritaje antes mencionado, que no sirvió ante la ley. El forense estatal tenía urgencia de cerrar el caso y autorizó la cremación sin el consentimiento de la familia; además, el juicio salía carísimo. El traumatólogo cuidó los detalles para salir sin cargo, pagando favores. El rostro de Patricia sigue en mi memoria, lleno de luz y de vida, su alegría por irse de vacaciones con sus nenas, su ilusión por aprender. Hicimos mucho, pero no fue suficiente para lograr justicia, lo que sí, es que la amenaza por su defensa la asumimos en soledad. No había entonces los instrumentos legales que entraron en vigor desde hace nueve y cinco años a nivel nacional y local.

Las leyes son resultado de diversos procesos y múltiples luchas.

Con la reforma del artículo 1° Constitucional, el Estado mexicano se comprometió, y con ello asumió la responsabilidad de garantizar los derechos humanos, lo que coloca sobre la mesa la importancia del ejercicio de la ciudadanía en un marco de derechos. Lo anterior, junto a leyes antes promulgadas, como la Ley de Acceso de las Mujeres a una Vida Libre de Violencia, la Ley de Igualdad entre Mujeres y Hombres, han sido el resultado de múltiples y cotidianas luchas feministas, lo que da origen al surgimiento de los institutos de las mujeres (inmujeres), pensados desde la ciudadanía, como rutas de implementación para garantizar sus derechos humanos. Un aspecto básico para su ejecución ha sido el otorgamiento de recursos públicos para atender la desigualdad de género, promoción y ejercicio de los derechos humanos, es decir que toda institución que reciba presupuesto público está obligado a transparentar el buen uso de los mismos y el porcentaje destinado para la igualdad de derechos. Contamos con una normatividad de calidad que nos dice cómo llevarla a la práctica para poder prevenir, atender, sancionar y erradicar la violencia de género en todas las instituciones del país.

Entonces ¿por qué hoy persiste y aumenta la violencia de género?

A nivel de discursos, tanto institucionales como personales, dado que es lo políticamente correcto, se está a favor de la paz, la igualdad y los derechos humanos, sin embargo, las constantes violaciones y la desigualdad de género en la vida cotidiana de las mujeres, nos revela la profundidad de la problemática, sobre todo la indiferencia de la clase política y las personas que toman decisiones en las instituciones, se alinean en su mayoría y agrupan, buscando un lugar estratégico del cual sacar provecho y mantener privilegios. Así anteponen la cultura política tradicional mexicana: clientelismo, corporativismo que fomenta el efec-


«La violencia de género no debería ser un asunto sólo de mujeres, sino de toda la comunidad.»

Imágenes © Manuel Amador / Revista Hysteria

to corruptor, mezquindad, misoginia, homofobia e impunidad, que, en la práctica, son estilos de vida que se introducen en las instituciones como agua y llenan los espacios. Este tipo de prácticas alimentan la violación a los derechos humanos, pues en busca de un resultado inmediato, aunque efímero, se anteponen intereses políticos y económicos sobre el bienestar de las y los sujetos y al ejercicio pleno de sus derechos. En este sentido, tenemos serios retrocesos en 16 años de la alternancia partidaria, en cuanto el valor de la dignidad humana, al pasar de la sorpresa e indignación, a la contemplación de la violencia como constitutivo del paisaje, esto es: decapitados en las discotecas o frente al jardín de niños, embolsados, pasando por los levantones, hasta las fosas con decenas o centenas de cuerpos; la constante, tanto en el crimen organizado como del fuero común, es la violencia de género. El feminicidio, que es la expresión extrema de la violencia de género, es el asesinato de una mujer por su género, en el horror cotidiano mexicano es común que antes se le inflija un aterrador sufrimiento con saña meticulosa, para luego exhibir su cuerpo en basureros, desagües y otros sitios degradantes, para enviar un mensaje de menosprecio a todo lo femenino, sin importar la situación social o edad, como son los múltiples feminicidios en bebés, niñas, adolescentes, jóvenes, ancianas o transexuales. El punto es violentar el cuerpo femenino. Tal vez el aumento de casos y su gravedad nos ha ido haciendo insensibles, la crueldad se está volviendo parte del paisaje cotidiano.

Las universidades y la violencia de género.

Ingresar a la comunidad universitaria es todo un evento. Generalmente se ingresa con muchas expectativas, con la creencia de entrar a un ambiente con infinidad de saberes y aprendizajes, de debate de ideas e imaginarios, construcciones teóricas, praxis, creatividades, retos, para acompañar y caminar con otras compañeras y compañeros para hacer y ser comunidad. No pensamos en

un ambiente universitario peligroso, por el contrario, entramos a conocer y participar con nuestro imaginario de confianza. Según la Comisión Ejecutiva de Atención a Víctimas (ceav), una de cada cuatro denuncias son hechas por estudiantes o trabajadoras de instituciones de educación superior, es decir las universidades se han vuelto uno de los lugares más peligrosos para las mujeres. Debe ser complicado para las autoridades de las instituciones de educación superior aceptar que en su comunidad exista la violencia de género, al ser responsables de espacios de generación de conocimiento y cultura donde se privilegia el diálogo, el debate de ideas y la pluralidad de pensamiento. Por lo que es inaceptable la postura política de pretender negarla y ocultarla para minimizarla, sin entender la urgencia de atenderla y no ser cómplice por omisión. La atención y el acceso a la justicia de la víctima implica, entre otras acciones, la reparación del daño y la no repetición del hecho, pero invisibilizar permite la impunidad y normalización de la violencia contra las mujeres. Las mujeres somos las que sufrimos violencia, las que damos alternativas, acompañamos, damos atención u orientación a víctimas, apoyos que surgen de la buena voluntad y el compromiso. Así observamos varios esfuerzos en lo individual y, en ocasiones, de forma más organizada en las comunidades universitarias. Proponemos rutas de acceso a la justicia, solicitamos recursos para la erradicación la violencia de género en las universidades, pese a que existe presupuesto etiquetado para este rubro, y cuando se otorga, se obstaculiza hasta el absurdo para entregarlo. Cabría preguntarnos: ¿desde el lugar que ocupo como docente, estudiante o administrativo(a), en el aula, en la asesoría, al proporcionar un servicio, al hacer la planeación universitaria estoy siendo partícipe de la violencia de género? ¿Qué puedo hacer para erradicarla?

QUÉ LA VIOLENCIA DE GÉNERO NO NOS SEA AJENA.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

Patrimonio urbano de la Ciudad de México La herencia disputada VÍCTOR DELGADILLO

COLECCIÓN LA CIUDAD

La creciente disputa por el patrimonio urbano entre diversos actores, privados, sociales y políticos, ocurre en un momento en que el desarrollo urbano y la cultura tienden a mercantilizarse bajo los discursos de la competitividad, la sustentabilidad y la gobernabilidad. Las recientes transformaciones urbanas se realizan bajo una lógica que privilegia el lucro y en un momento en que las ciudades se han convertido en los destinos favoritos de fondos trasnacionales de inversiones inmobiliarias. El libro pretende contribuir a la reflexión crítica sobre el futuro de nuestras ciudades, particularmente la Ciudad de México, a partir de sus centros y barrios históricos.

27


LUNES DE FILOSOFÍA,

LOS PROCESOS DE INVESTIGACIÓN EN FILOSOFÍA

28

Esencialmente la labor del filósofo es improductiva, incluso podría pasar inadvertida y ser criticada en la sociedad, porque mientras todos los demás se preocupan por producir algo, el filósofo sólo produce ideas, que —en términos económicos— no son muy rentables”, explicó Raúl Guadarrama Ortíz. “En el pensamiento científico se llega a una ley, una regla, y toda la comunidad de científicos están de acuerdo en que eso es un conocimiento verdadero, pero en filosofía hay preguntas que han subsistido desde la antigüedad; los más grandes intelectos no se ponen de acuerdo en la misma respuesta, por esa razón hay también un descrédito de la filosofía”, precisó el académico. Múltiples especialistas coinciden que en la modernidad sustituyó a la teología con una filosofía moderna metodológicamente diferente, que fue entronizada como la reina del conocimiento y se le dio el nombre de ciencia. La fundamentación de esta nueva forma de conocimiento partía de evidencias claras y distintas, demostrables, comprobables, comunicables, producto de una duda sistemática y de una sistematización de los conocimientos medibles y cuantificables, que le confería una universalidad en su aplicación a toda prueba. “Esto es la ciencia moderna”, subrayó Raúl Guadarrama. “La filosofía moderna derriba el supuesto de la naturaleza humana, porque era inútil para educar a este nuevo ser humano —concebido como un ser adquisitivo, egoísta y acumulador de riqueza— y deja de lado las viejas concepciones metafísicas predominantes, que consideraban que el hombre tiene alma y debe observar un comportamiento dictado por la iglesia para su salvación, que tendría recompensa después de esta vida. En cambio, el filósofo moderno ofrecía un luminoso mundo totalmente inmanente, abierto a la satisfacción

de los deseos y vicios privados, que trae consigo la prosperidad pública” puntualizó el filósofo. “La modernidad modeló, educó y dirigió, con su notable influencia histórica, a las multitudes en su senda del progreso material y del orden metodológico intelectual, en ese sentido tenemos el deber de preguntar y comprender cómo se ha hecho filosofía en la modernidad, cuáles son sus metodologías, sus bases ontológicas, sus intenciones y las finalidades que persiguen”, comentó. “El filósofo político” abundó el ponente “debe comenzar por contextualizar en un periodo histórico, comprender la historia económica, política, cultural y social, incluyendo la historia de la filosofía de esta época; para realizar investigación filosófica se tiene necesariamente que partir de ese horizonte histórico; abordar al pensador, quién es el personaje, su biografía, sus obras, los problemas que trató y los que se abordarán en el estudio” puntualizó. ”No debemos confundir las diferencias específicas de las filosofías de algunos pensadores de un período con las diferencias entre las concepciones filosóficas de los grandes períodos. Por ejemplo, se dice que la filosofía medieval tuvo como centro de sus preocupaciones a Dios, la filosofía renacentista al hombre y la filosofía moderna fundamentan principalmente el conocimiento científico”. “Esas generalizaciones confunden y solamente pueden servir para distraer la atención de los puntos realmente precisos, en cambio nuestro esfuerzo por matizar y comprender tiene que ver con nuestra capacidad de juzgar —con precisión— la interpretación, implica ver la relación entre hablar, comunicar, pensar, ser y la verdad, en tanto los filósofos políticos es a lo que tenemos que dedicar tiempo, para dar razón de lo que vemos y comprendemos”.

NOVEDADES EDITORIALES 2016

Violencia: nueva crisis en México Reflexiones y posibles interpretaciones

GEZABEL GUZMÁN, RAFAEL MONTESINOS coordinadores

COLECCIÓN REFLEXIONES

A la mitad de la segunda década del siglo XXI, la violencia que vive el mundo adquiere altos niveles, desde las guerras entre naciones hasta la violencia intradoméstica. Se trata de una situación de retorno a lo más primitivo, pues muestra la conducta violenta del ser humano y, con ello, la actualidad de la sentencia de Hobbes: el hombre es el lobo del hombre. En este libro colectivo especialistas tratan el tema de la violencia desde diversos puntos de vista.


PROBLEMAS Y DESAFÍOS DEL

QUEHACER CIENTÍFICO HOY RESPONSABILIDAD SOCIAL DE LA ACADEMIA

29

La arrogancia es uno de los vicios coloniales de la investigación, por la desmesura en que se encumbra, el desdén y desprecio por todo lo que no atañe a ese encumbrar” señaló Carlos Pereda, Investigador Emérito del Instituto de Investigaciones Filosóficas de la unam. “No podemos desconocer que en varias partes del mundo vivimos tiempos de guerra, sino también en nuestras aulas universitarias, provocada por un ambiente político socioeconómico también dominado totalmente por la guerra” añadió Manuel Pérez Rocha, ex rector y fundador de la Universidad Autónoma de la ciudad de México, (uacm), en el marco del Foro Problemas y Desafíos del Quehacer Científico Hoy, en la mesa correspondiente al tema Vicios y virtudes de la investigación académica, cuyos coordinadores fueron el propio Perede, Julieta Marcone Vega y Sergio Ortíz Leroux, académicos de la uacm. Pereda, mencionó tres principios del vicio de la razón arrogante: “Primero, exhibir afiliaciones, demostrar ostentosamente pertenencia a una herencia social, a un grupo político o económico e, incluso, a un simple estilo de pensar, cuando razonamos con razón arrogante nos consideramos o nos otorgamos una identidad de afiliado, nos afiliamos a cierto grupo que consideramos de prestigio; segundo, apoyarse despreciando todo lo demás; y tercero, blindaje, cuando se duda de los presupuestos o argumentos”. “Dichos principios, aunque son extremadamente vagos, también guían deseos, creencias, emociones, los modos de razonar de quienes participan en lo que llamó la visión colonial del mundo. De esta manera, el círculo vicioso de la razón arrogante, propia de la visión colonial del mundo, casi se vuelve de hierro. Los hábitos coloniales no sólo contribuyen a respaldar a la visión colonial del mundo, sino que la consolidan y fortalecen” añadió el ponente durante su participación. “En algún momento ya no se investiga más, se continúa paralizado en la reflexión de fórmulas que, al envejecerse, van perdiendo su contenido, porque se considera que los casos centrales del pensamiento en sociología, antropología, arqueología, economía, psicología, filosofía, historia, bibliotecología, se halla en otra parte”. “De muchas maneras este espíritu de guerra está en nuestros campus, en nuestras aulas, y lo primero que muere con esta guerra

es la verdad. Sin embargo, es un hecho que en nuestros medios académicos hay un fuerte compromiso de muchos con la verdad, virtud que tiene que ser subrayada, defendida y fortalecida, ya que lo que prevalece en el resto de la sociedad es la muerte de la verdad” sentenció el fundador de la uacm. También mencionó no sólo algunas de las virtudes de la investigación académica, sino algunos de sus vicios; por ejemplo, la mercantilización a la que se ve sometida la actividad académica, y que tiene que ver, no solamente con la relación que ésta tiene con el exterior, en tanto que la producción de la actividad académica se vende hacia afuera con el fin de obtener beneficios económicos y los diversos mecanismos de mercantilización que se han establecido en la práctica cotidiana de la vida académica. “Es necesario subrayar el problema de la profesionalización de ciertas disciplinas, que originalmente deberían ser más académicas que profesionales. Uno de los vicios es la falsa meritocracia, existe confusión muy grave entre logros y méritos porque no necesariamente todo logro significa mérito; otro vicio es el “especialismo”, actitud que consiste en considerar que la propia especialidad está por encima de cualquier otra y tener la convicción que con ella se pueden resolver todos los problemas del mundo. Todo esto acaba ligado a la actitud del fervor “sucursalero”, que consiste en que estos especialistas arman su feudo, su sucursal, y con ella constituyen nuevos espacios de poder”, precisó Pérez Rocha. “También tenemos el sibaritismo intelectual como vicio académico, éste consiste en ese regodeo auto satisfactorio de algunos medios académicos, en detalles, refinamientos, sofisticaciones, sin tomar en cuenta lo que ocurre en derredor y la desvalorización de la docencia, la prevalencia de la investigación sobre la docencia y el total menosprecio por la la última” precisó el ex rector. Finalmente, Manuel Pérez Rocha aseveró que no sabemos a dónde va a dar las investigaciones que se producen, o si no terminan en ningún lugar; “basta revisar las bodegas de libros y revistas de nuestras universidades para ver lo grave que es el descuidar dónde van a a dar las verdades que logramos descubrir, hay que buscar la manera de hacer llegar las investigaciones a quienes pueden hacer algo con ellas”, concluyó.


VIDA UNIVERSITARIA

UACM, ESPACIO PARA CONSTRUIR EN COMUNIDAD

Tierra de cuervos Lucía Izquierdo

30

He dejado de llover supe que fuimos las de entonces las de tantos nombres convertidos en números las danzantes oblicuas en la fiesta de los cuervos en la asamblea de balas de las flechas en la tempestad de espadas que nos arrojan al buitre para no terminar pronto Existe dicen que existe una coquetería de la aversión displicente displacentera discernible que tiende sus brazos para aventarnos al abandono Hay una clave de Fa que nos arrojó al Sol sin soltarnos de la retícula

Nos arrancamos los párpados el sudor de la guerra inunda nuestra ánima y nos es extirpado p-a-u-l-a-t-i-n-a/m-e-n-t-e el rocío de la pena Clavé los ojos en el lejano Ello hasta quedar vacíos

hasta perderme dentro de la luz

Colgué la manzana de mi pecho y jugaste como Guillermo Tell Ruleta rusa se balancea me columpia me despierta sobre un espejo roto

C A I G O Nos apagaron el cielo para encender su deseo como purga Luna llena que graniza cuando la sangre la inunda Salté del sol busqué unas pupilas amigas y fui amarrada me cocieron la base del alma para apaciguar hogueras El agónico instante en que manaba el teñidor de la espada Desaparecí. Ahora soy palimpsesto fractal rojo sin nombre arrebatado oscurecido por el lado siniestro de esa luna Punto muerto en el lenguaje soy la que grita en tu oído la que no ves morir la inextrañable la inexplorada la que rascas con las uñas para arrancar del recuerdo Aquella número en pared que busca una gasa amiga algo que cubra lo que me queda de rostro que me deje algo de mí que te muestre el hastío de ser mujer en un país en que es un delito que se paga con la muerte.

Estudiante de la Licenciatura en Creación Literaria. Ha participado en antologías de poesía nacionales e internacionales. Imparte cursos en el inba. Su primer poemario Uni-verso está en librerías desde 2015.


Gaceta UACM Colectiva113  

UACM Colectiva es el órgano informativo de la Universidad Autónoma de la Ciudad de México, publicado por la Coordinación de Comunicación.

Read more
Read more
Similar to
Popular now
Just for you