Issuu on Google+

INFORMACI�N Y NOTICIAS Enero / Febrero 2010 � A�o XXXIX

Hermanos de San Juan de Dios

PISOS PROTEGIDOS, una realidad que funciona.

N�MERO 211


NUESTROS CORRESPONSALES Almacelles: Sra. No�lia Nadal Barcelona: Sr. Tom�s L�pez Carabanchel: Sra. M�Teresa Bonardell y Sra. M� Jes�s Elvira Esplugues de Llobregat: Hno. Agust�n Gim�nez, Sr. Albert Molt� Manresa: Hno. Santiago Ruiz Murcia: Hno. Arsenio Aranda Palma de Mallorca: Hno. Juli�n Sapi�a Sra. Mariana Simonet Pamplona: Sra. Pilar Ederra Sant Boi de Llobregat: Sr. M. �ngel de Mingo Sant Vicen� dels Horts: Hno. Eduardo Ribes Valencia: Sr. Enrique Andr�s Soriano Zaragoza: Sra. Milagros G�mez Escuela Universitaria de Enfermer�a: Sra. Judith Bolu�a Esplugues de Llobregat (Sociosanitario): Sr. Albert Tresserras

PORTADA Enero / Febrero FOT.: ARCHIVO MUSEO SAN JUAN DE DIOS (SAN JUAN DE DIOS DE FREDERIC MAR�S)

sumario DESPEDIDA AL HNO. FELIX LIZASO El lunes 7 de diciembre, tuvo lugar en la capilla de la Curia General, la despedida y agradecimiento al Hermano F�lix Lizaso, quien desde 1989 desempe�� el cargo de Postulador General de la Orden. MURCIA ALBERGUE JES�S ABANDONADO La ciudad de Murcia acogi�, el 3 y 4 de diciembre, el XII Congreso Estatal de Voluntariado bajo el lema "Te lo pide el coraz�n". El evento tuvo lugar en el Auditorio V�ctor Villegas y fue Inaugurado por los Pr�ncipes de Asturias.

BERRUETE COMO POSTULADOR GENERAL

10

15

30 DESDE CUBA

PISOS PROTEGIDOS,UNA REALIDAD QUE FUNCIONA DESDE HACE 15 A�OS. El programa de pisos con soporte es un servicio alternativo de alojamiento en la comunidad y de soporte social. 7 Curia Provincial / Noticias y temas de la OH: LXVII Cap�tulo General Extraordinario / Despedida al Hno Felix Lizaso Berruete como Postulador General / Nochevieja alternativa 2009, J�venes San Juan de Dios / Conclusiones del Congreso Interprovincial "Evangelizar hoy desde la Hospitalidad" / El portal Juandediano

49

rodeado de los suyos, tuvo lugar el acto de entrega de la Cruz al M�rito Civil, en nombre de Su Majestad por parte del Embajador de Espa�a en La Habana, al Hno. Melchor Nieva.

15 Noticias y temas de los Centros: Murcia, Albergue Jes�s Abandonado - Esplugues, Hospital Sant Joan de D�u Pamplona, Hospital San Juan de Dios - Almacelles, Centre Assistencial Sant Joan de D�u - Esplugues, Sant Joan de D�u, Serveis Sociosanitaris - Zaragoza, Hospital San Juan de Dios Palma, Hospital Sant Joan de D�u - Sant Boi,Parc Sanitari Sant Joan de D�u - Carabanchel,Fundaci�n Instituto San Jos� 46 Voluntariado 47 Misiones 53 Correo 58 Necrol�gicas

Curia Provincial: Doctor Antoni Pujadas, 40 . Tel. 93 630 30 90 . 08830 Sant Boi de Llobregat . revistas@ohsjd.es / www.sanjuandedios.net Director de Informaci�n y Noticias: Hno. Juan Bta. Carb� V�zquez, o.h. Coordinaci�n: Maria Palau i Padr� Equipo de Redaccion: Maria Palau i Padr�, Maite Hereu Sastre Producci�n e Impresi�n: Color Digital. Preimpresi�n: Serveis Digitals AMM Dep�sito legal: B-4959-1972


EDITORIAL Queridos lector@s de I y N: Hemos iniciado el a�o 2010 y para ser positivos os ofrecemos en este n�mero de la revista una gran variedad de art�culos de los diversos centros, en los cuales podemos percibir, una vez m�s, una muestra de la riqueza de vida que generamos entre todos. Al repasar las diferentes cr�nicas nos damos cuenta de que el "d�a a d�a" o la "rutina de la vida" tienen una gran fuerza, que a veces por estar metidos de llenos en las mismas no nos deja ver el conjunto. Dejarse llevar por las actividades nos hace ver la gran creatividad que hay detr�s de cada una de ella y al mismo tiempo nos estimula a seguir empe�ados en el camino de la Hospitalidad. Casi sin tiempo para estrenar el a�o nos hemos visto sorprendido por el terrible terremoto de Hait�. Las im�genes hablan por ellas mismas. La generosidad de los espa�oles ha respondido con prontitud y de una forma ejemplar. Es verdad que en la base de la situaci�n se ha detectado el problema profundo que exist�a en este pa�s, esperemos que los pol�ticos no hablen mucho esta vez y pongan en marcha medidas y acciones para ayudar a la poblaci�n y poner los cimientos para una Hait� nueva. La presencia actual de la Orden en Cuba se ve premiada, una vez m�s, por la entrega de la medalla del M�rito Civil al Hermano Melchor Nieva por sus 55 a�os de dedicaci�n a las personas de esta isla. Los Hermanos y colaboradores siguen haciendo posible que el carisma Hospitalario est� presente en la perla del Caribe. Los pisos tutelados de Sant Boi para personas con problemas de salud mental cumplen 15 a�os, con este motivo les dedicamos el reportaje central para acercarnos un poco m�s a esta realidad, una dedicaci�n al "d�a a d�a" que ayuda de una manera especial a estas personas en la normalizaci�n y dignificaci�n de sus vidas. Otra labor callada y que no hace mucho ruido, pero que tiene una gran importancia. En el pr�ximo mes de Abril tendremos el Cap�tulo Provincial, ser� sin duda un acontecimiento importante para la Provincia; esta vez pasaremos del trienio al cuatrienio, un resultado pr�ctico del �ltimo Cap�tulo General. Esperamos en su momento informaros de todo lo que en el mismo se decida. Gracias por vuestra fidelidad y hasta el pr�ximo n�mero. IyN

INFORMACI�N Y NOTICIAS

3


REFLEXI�N

REFLEXI�N

En este mes de marzo celebramos la fiesta La semana inmediata a la Pascua vamos a celebrar de San Juan de Dios. En todos los centros de una reuni�n, nuestro Cap�tulo Provincial, que nuestra Orden tratamos de vivir el sentido de su cierra y abre de nuevo un per�odo. Lo vamos aportaci�n a la humanidad: religiosa, asistencial, a celebrar, en todo el mundo, bajo el lema social, cultural, l�dica. Tenemos muchas "Fidelidad a la misi�n, fidelidad a la hospitalidad". actividades, expresi�n de los diversos matices Quiere decir que en abril tenemos que analizar que constituyen su vida y, ahora, nuestra vida. en la asamblea capitular y con la participaci�n de La Orden, en su organizaci�n, en las diversas muchos colaboradores, la continuidad de nuestra responsabilidades que da a los misi�n y la oportunidad o no hermanos se centra en per�odos Juan de Dios de que algunos de nosotros concretos, hasta ahora de tres continuemos o dejemos la fue una persona a�os. Ritmos que se mantienen responsabilidad que hemos de su tiempo tambi�n en la din�mica de nuestros asumido en el periodo que centros y en los programas que llevamos a t�rmino. est� terminando. Estamos terminando uno de esos periodos. Este momento me ha llevado a presentar unas pinceladas de San Juan de Dios que definen un poco su ser, por lo menos el significado que tiene para m�. De hecho, es para nosotros una figura troncal. Al querer de joven, con 19 a�os, seguir a Cristo como consagrado, �l me dio la intuici�n de que deb�a seguirle desde la obra de Juan de Dios. Ambos han formado parte de mi ser. Me siento orgulloso de ser miembro de la Iglesia, me siento orgulloso de ser hermano de San Juan de Dios, lo cual no quiere decir que no existan confrontaciones con la realidad por las exigencias de nuestra vida y misi�n. Seguimos esforz�ndonos para estar con acierto toda la vida. Juan de Dios fue una persona de su tiempo. Su vida tuvo su originalidad. Seg�n el primer bi�grafo, Francisco de Castro, que nos sirve de inspirador, naci� en Montemor-o-Novo (�vora), en el seno de una familia portuguesa, de la cual march� con ocho a�os, junto con un peregrino que durmi� en su casa una noche y que se lo llev� con �l la madrugadita del d�a siguiente, sin que sus padres se enterasen. Esto cambi� totalmente su vida. Tambi�n la de su hogar, ya que su madre muri� del disgusto y su padre se hizo franciscano. Lleg� Juan de Dios a Oropesa (Toledo), a casa de un se�or, Francisco Mayoral, en cuyo seno qued�. Le vemos trabajando con el ganado de la

4

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REFLEXI�N

llegase un d�a en que abandonando sus queridas hacienda. Ni�o, adolescente, joven, maduro. ovejas se dedicase a atender a las personas, sobre No sabemos c�mo se dio este proceso, pero en la todo, a las que viv�an en vulnerabilidad. casa del Mayoral se le lleg� a considerar como Su vida continu� siendo b�squeda. B�squeda de la familia, sin que ello le impidiese poder tener de experiencias distintas, que en su momento la proyecci�n que le quer�a dar a su vida. Pensamos oportuno, continu� siendo mezcla de imperativo fue persona instruida, conoc�a la lectura y su religioso y humanista, en la escucha de inteligencia fue despierta. San Juan de �vila en un serm�n predicado un d�a En dos ocasiones abandon� Oropesa, para ir de San Sebasti�n y que le ayud� grandemente a la guerra, en b�squeda de experiencias distintas a fraguar su vocaci�n. de las que le daba lo cuotidiano de la vida pastoril. Solo, sin recursos, con la pobreza de un hatillo La segunda ya no volvi�. El forjarse de una persode le�a recogido por �l mismo, empez� la ardua nalidad no es f�cil, si bien en �l surgieron los deseos tarea de dedicarse a los dem�s. de ver cosas, de disfrutar. Tuvo la oportunidad Lo fue haciendo con acierto. de vivir ciertas experiencias, de La gente crey� en �l. Crey� en madurar desde ellas, de ir canaLo normal de su la energ�a de su generosidad, lizando su vida hacia donde Dios vida le fue llevando crey� en la practicidad de su le llev�. Lo normal de su vida le a lo extraordinario proyecto, crey� en lo visible fue llevando a lo extraordinario. de lo que estaba realizando. Fue persona que se construy� desde el responder Ah� no hab�a doblez, no hab�a corrupci�n. a cada situaci�n, de aprender de las mismas, de Ah� exist�a compromiso, fuerza misteriosa que crecer humanamente, sin miedo, como un ser que le ven�a de su cristianismo humanista, o de su supo estar con los dem�s. humanismo cristiano, pero que hizo que se le Juan de Dios fue "el hombre que supo amar". valorase como el hombre que, como Cristo, supo Dej� su hogar de ni�o, lugar natural para crecer en amar, supo hacer siempre el bien. el afecto de los seres que te han engendrado. EnNosotros conocemos a Juan de Dios por Juan de Dios, contr� en la vida otros n�cleos en los cuales recibi� el amor de cuantos le rodeaban. pero su verdadero nombre era Su coraz�n que experiment� el Juan Ciudad. Gran parte de la Juan de Dios fue amor de los dem�s se iba pre- "el hombre que supo amar". obra hospitalaria que hizo se parando para amar. Tuvo larga Lo que no podemos hacer centr� en Granada. Su amor a espera, hasta entrado en los 40 las personas necesitadas hizo nunca es dejar de amar no se forj� su vocaci�n definitique, poco a poco, su obra tuvieva. Una mezcla, en su deseo de vivir entregado ra mayor envergadura. Su hospital cambiaba de a los dem�s, de imperativo religioso y humano. lugar, se fue haciendo grande, albergaba mayor La tradici�n afirma que, en el hogar que se n�mero de personas y cada vez la gente que le le acogi�, ve�an bien que se casase con su hija. rodeaba, la sociedad granadina hac�a m�s la obra Pero Oropesa, la vida pastoril, le oprim�a, se le de Juan de Dios como su propia obra. quedaba peque�o. Su horizonte lo intu�a de otra Su proyecto fue conocido, fue entrando en el manera, en la entrega a los dem�s. Francisco coraz�n de quienes le rodeaban. Granada ya no de Castro, en un momento de su biograf�a nos le llam� m�s Juan Ciudad. Su nombre fue Juan de describe que, en sus grandes ratos de soledad, Dios. Le rebautizaron. Como un apodo que lleg� de reflexi�n, en el silencio de sus largas jornadas a ser su verdadero nombre. Lleg� a ser un m�stico dedicado a pacer a las ovejas, so�aba con que de la hospitalidad.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

5


REFLEXI�N

Con una gran experiencia del amor de Dios, porque lo am� desde la personas, porque consider� que cada persona era imagen de Dios, porque cada una de ellas le merec�a respeto, admiraci�n, acogida, amor. Nuestro estar en el mundo, hoy, nos abre a la interculturalidad, estamos en una sociedad globalizada, donde las necesidades de unos y otros las tenemos evidentes todos los d�as. Nuestra cultura se ha diversificado, nuestra Iglesia se ha hecho m�s ecum�nica, m�s amplia incluyendo en su propio ser la interreligiosidad. Estamos en un momento donde crece la autonom�a, la secularidad. Juan de Dios nos dio el ejemplo de una persona universal, desde su ser totalmente de Dios, pero totalmente de los hombres, comprendiendo, queriendo, sabiendo estar con todos, llam�ndoles a la integridad de vida, hasta donde llegasen, pero no alej�ndose nunca de nadie. Tratando de ser testigo siempre de amor, de un amor que �l experimentaba desde Dios, pero capaz de acercarse a los que puede ser lo percibieran de otra manera. Nunca se ech� atr�s ante un proyecto que fuese movido por el amor. Seguimos los ritmos de la vida, podemos asumir responsabilidades diferentes, pero nunca como personas, como cristianos muchos de nosotros, como religiosos algunos, lo que no podemos hacer nunca es dejar de amar. Y amar de verdad como lo hizo Juan de Dios. Como desea Dios que lo hagamos.

Hno. Pascual Piles Ferrando Superior Provincial F. FCO. JAVIER V�LEZ

6

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CURIA PROVINCIAL

CURIA PROVINCIAL I Jornada Provincial de Calidad, Prevenci�n y Medio Ambiente El d�a 1 de Diciembre de 2009, tuvo lugar la I Jornada Provincial de Calidad, Prevenci�n y Medio Ambiente en el Auditorio del Parc Sanitari Sant Joan de D�u (Sant Boi de Llobregat) abierta a todos los colaboradores de la Provincia de Arag�n (San Rafael) y en la que participaron m�s de un centenar. La Presentaci�n corri� a cargo del Hno. Joaquim Erra, Director de Curia Provincial, seguida de las siguientes Ponencias: - "Calidad y Salud: mitos y realidades", por el Dr. �ngel Lu�s Carrasco Prieto, Auditor acreditado por la Joint Commission on Accreditation of Healthcare Organizations. - "Estrategias de �xito del proceso de integraci�n de sistemas de gesti�n", por el Sr. Manel Bestraten Bellov�, Consejero T�cnico del Centro Nacional de Condiciones de Trabajo del Ministerio de Trabajo. Despu�s de una pausa hubo las siguientes Comunicaciones a cargo de representantes de diferentes centros de la Orden: 1. Experiencias en la integraci�n de sistemas Hospital San Juan de Dios, Pamplona. Hospital San Juan de Dios, Zaragoza. Hospital Sant Joan de D�u, Esplugues de Llobregat. 2. Gesti�n de Procesos a trav�s de Trayectorias Cl�nicas Fundaci�n Instituto San Jos�, Madrid. 3. Grupo de innovaci�n para la seguridad del paciente del Hospital Sant Joan de D�u Hospital Sant Joan de D�u, Esplugues de Llobregat. 4. Estrategias de mejora para la prevenci�n de las �lceras por dec�bito: Impacto en los resultados Hospital Sant Joan de D�u, Palma de Mallorca. 5. Servicio de Prevenci�n Mancomunado: Una experiencia transversal Hospital Sant Joan de D�u, Esplugues de Llobregat. � Dentro de los actos que a lo largo de todo el a�o est� celebrando la casa de Cholula (Puebla) en M�xico, con motivo del Centenario de su creaci�n, el Hno. Miguel Mart�n, Tercer Consejero Provincial, se hizo presente del 2 al 7 del pasado mes de enero, con nuestro Hermano Mons. Jos� Luis Redrado. Junto a ponentes nativos, impartieron unas Jornadas de Pastoral de la Salud para los profesionales de los centros de la Orden en M�xico y agentes de pastoral de la di�cesis de Puebla, en las que participaron 130 personas. � El d�a 12 de enero se ha constituido el Comit� de �tica de Intervenci�n Social. Es un comit� de �mbito provincial y cuyos objetivos son reflexionar sobre la dimensi�n �tica impl�cita en la acci�n social, elaborar los protocolos Parc Sanitari Sant Joan de D�u, Sant Boi de Llobregat. Sant Joan de D�u, Serveis Sociosanitaris, Esplugues de Llobregat. Sant Joan de D�u, Serveis Socials, Barcelona. 6. Implantaci�n de la Gesti�n por procesos en la EUI Sant Joan de D�u Escola Universit�ria d'Infermeria Sant Joan de D�u, Esplugues de Llobregat. 7. Estrategia de Calidad en el Parc Sanitari Sant Joan de D�u Parc Sanitari Sant Joan de D�u. Sant Boi de Llobregat. Clausuraron el acto: - Dra. Emilia S�nchez Chamorro, Directora de Proyectos e Innovaci�n. Curia Provincial - Sr. Miquel Cid Espuny, Coordinador de Infraestructuras. Curia Provincial

INFORMACI�N Y NOTICIAS

7


CURIA PROVINCIAL

que considere oportunos y fomentar la formaci�n �tica de las personas que se mueven en este campo. Asimismo podr� elaborar documentos de reflexi�n y an�lisis de aspectos de la realidad social que estime oportunos y que puedan constituir niveles de reflexi�n en la sociedad desde nuestro carisma. Lo conforman un grupo de trece personas entre las que se encuentran hermanos, trabajadores de los centros y algunas personas ajenas laboralmente a la instituci�n pero en �ntima comuni�n con la acci�n social de la misma. � El d�a 18 de diciembre, el Hno. F�lix Lizaso, hasta ahora Postulador General, se reintegr� a la Provincia tras casi 21 a�os dedicado a esta misi�n en Roma. Estamos contentos de que se encuentre entre nosotros, y nos sentimos satisfechos de la labor realizada por �l. De momento, formar� parte de la Comunidad de Esplugues. � El pasado d�a 12 de enero se reunieron en Curia Provincial los Responsables de Pastoral

de la salud y social de los diferentes centros de la Provincia. Junto con el responsable del �rea, Hno. Miguel Mart�n, evaluaron lo realizado en el trienio que finaliza y apuntaron aspectos posibles en los que incidir en la programaci�n que, en este campo, se lleve a cabo en el pr�ximo Cap�tulo Provincial. � Como cada a�o, durante la segunda quincena de enero, se celebran en Curia Provincial las Reuniones con los Comit�s de Direcci�n de los Centros Asistenciales y Fundaciones con el objetivo de evaluar el a�o 2009 y hacer la presentaci�n de los Presupuestos para el ejercicio 2010, antes de ser aprobados por el Consejo Provincial. IyN

8

INFORMACI�N Y NOTICIAS


ORDEN

LXVII CAP�TULO GENERAL EXTRAORDINARIO

U

n acontecimiento al que hemos dedicado mucho tiempo el trimestre pasado ha sido el del Cap�tulo General Extraordinario realizado en Guadalajara (M�xico) los d�as 8 al 22 de noviembre de 2009 (como ya inform�bamos en I y N 210). El objetivo fundamental era la renovaci�n de los Estatutos Generales. Se elabor� un documento ad hoc, partiendo del primer anteproyecto y de las aportaciones que hicimos desde las diversas provincias. El esquema de Estatutos con el que se trabaj� en el Cap�tulo era id�ntico al del Anteproyecto. Los cap�tulos de los Estatutos fueron presentados por diversos hermanos del Consejo General y por miembros de la Comisi�n que hab�an trabajado en su elaboraci�n. Los Capitulares trabajamos por grupos ling��sticos para el estudio del texto, dando a conocer nuestros planteamientos en la Asamblea General a trav�s de un representante del grupo. Dos cosas fueron claves para la agilidad de nuestro trabajo. En primer lugar, con un permiso concedido por la Sagrada Congregaci�n de Religiosos y Sociedades de Vida Apost�lica para esta ocasi�n, el primer d�a se present� a votaci�n la posibilidad de aprobar, por 2/3 de los votos de los presentes, que fuera suficiente el resultado de la mitad m�s uno para que los nuevos n�meros de los cap�tulos fueran aprobados para configurar

los Nuevos Estatutos. Dicha votaci�n sali� adelante y facilit� mucho el trabajo de aprobaci�n del texto. En segundo lugar, otro hecho facilitador fue que cuando se ve�a en las aportaciones de los grupos que hab�a coincidencia mayoritaria en varios de los n�meros de un cap�tulo, �stos se presentaban en bloque y s�lo se votaban uno a uno los que parec�a pudieran tener dificultad de aceptaci�n. Elementos que pudieran tener novedad para nosotros en el contenido y en el �mbito de actuaci�n son: � Iniciar los Estatutos con una Introducci�n. � La aprobaci�n de un Cap�tulo, por primera vez en los Estatutos, referido solamente a los Colaboradores de la Orden. � La introducci�n de citaciones de los documentos �ltimos de la Orden: Carta de Identidad, Espiritualidad de la Orden, El Proyecto de Formaci�n de la Orden, etc. � La definici�n de algunos roles de los Hermanos: Postulador General, Secretario General, Ec�nomo General y con ellos tambi�n los correspondientes en las Provincias. � El paso, en el nivel provincial, de trienios a cuatrienios. � El que los hermanos elegidos para representar a las Provincias como vocales en los Cap�tulos

INFORMACI�N Y NOTICIAS

9


ORDEN

Provinciales, gocen de la voz activa en la segunda votaci�n. � El cambio de Hermanos que pueden participar en el Cap�tulo General seg�n el n�mero de hermanos de las Provincias. � El n�mero de Colaboradores a participar en el Cap�tulo General en las sesiones pertinentes. Otros aspectos del Cap�tulo General, adem�s del tema fundamental de los Estatutos del que hemos hablado hasta ahora, fue muy importante el clima de fraternidad, las intervenciones del Hno. General, la tarde que se dedic� al tema de los abusos y la necesidad de una intervenci�n adecuada, el planteamiento de buscar formas para que la Curia General se pudiera sostener desde s� misma, el promover un a�o de renovaci�n

para los hermanos en el pr�ximo trienio y dedicar un a�o al colaborador, promoviendo diversas iniciativas para celebrarlo. Una vez m�s, pese a las dificultades que en los an�lisis de nuestra vida siempre aparecen, el clima de entusiasmo, de planteamiento de la Orden con sus proyectos en cada una de las realidades, la diversidad de culturas y lugares de procedencia de los participantes, fue realmente una gran riqueza y una motivaci�n a vivir con gozo, junto a los profesionales y voluntarios,la gran fuerza de nuestra misi�n siguiendo las huellas de San Juan de Dios, en el servicio a los enfermos y necesitados, como Iglesia en la sociedad. Informaci�n Provincial Hno. Pascual Piles

DESPEDIDA AL HNO FELIX LIZASO BERRUETE COMO POSTULADOR GENERAL

E

l lunes 7 de diciembre, en una sencilla pero entra�able ceremonia, en las V�speras de la solemnidad de la Inmaculada Concepci�n de Mar�a, tuvo lugar en la capilla de la Curia General, la despedida y agradecimiento al Hermano F�lix Lisazo, quien desde 1989 desempe�� el cargo de Postulador General de la Orden. Participaron las Comunidades de la Curia General: Nocetta, Isla Tiberina y Farmacia Vaticana, as� como una representaci�n de la Provincia Romana, de la Congregaci�n de las Hermanas Hospitalarias del Sagrado Coraz�n de Jes�s, la Superiora General

y dos Hermanas que han estado vinculadas al Hno. Lizaso por su trabajo en la Postulaci�n de la Congregaci�n, el Prof. Canestrini, afiliado a la Orden y su esposa, y el Hno. Pascual Piles, Superior Provincial de la Provincia de pertenencia del Hermano (San Rafael-Arag�n). Durante el acto, el Hno. Donatus Forkan agradeci� al Hermano Lizaso su fruct�fero trabajo y le hizo entrega de una placa conmemorativa. El Hno. Pascual Piles, Provincial de Arag�n, ley� un mensaje enviado por el Cap�tulo General Extraordinario celebrado recientemente en Guadalajara (Mexico) y Mons. Jos� Luis Redrado, OH. fue el encargado de entregarle la medalla Pro Ecclesia et Pontifice, que solicit� el Superior General a la Santa Sede, y que la concede el Santo Padre a aquellas personas que se han destacado por su servicio a la Iglesia. Durante su trabajo frente a la Postulaci�n el Hno. F�lix trabaj� en los siguientes procesos y causas para nuestra Orden: � Canonizaci�n de San Ricardo Pampuri, efectuada en la Bas�lica Vaticana el 1 de noviembre de 1989. � Beatificaci�n de Braulio Mar�a Corres y 70 compa�eros m�rtires, el 25 de octubre

El Hno. F�lix acompa�ado por el Superior General y Hnos. de nuestra Provincia. F. WWW.OHSJD.ORG

10

INFORMACI�N Y NOTICIAS


ORDEN

� � � �

de 1992 en la Plaza de San Pedro. Canonizaci�n de San Juan Grande, el 2 de junio de 1996, en la Plaza de San Pedro. Canonizaci�n de San Benito Menni, el 21 de noviembre de 1999, en la Bas�lica Vaticana. Beatificaci�n del Hno. Jos� Olallo Vald�s, en Camag�ey (Cuba), el 29 de noviembre de 2008. Beatificaci�n del Hno. Eustaquio Kugler en Regensburg (Alemania), el pasado 4 de noviembre de 2009.

� De la misma manera ha estado trabajando en la causa del grupo pendiente de m�rtires espa�oles (Valencia y M�laga) y del Hno. William Gagnon. �Gracias Hno. F�lix por su ejemplo de trabajo y entrega en favor de la promoci�n de la santidad hospitalaria! www.ohsjd.org

NOCHEVIEJA ALTERNATIVA 2009, J�VENES SAN JUAN DE DIOS

ara algunos j�venes de la Parroquia de la Merced (Madrid), la Nochevieja 2009 no fue como siempre: cena, fiesta hasta la madrugada, dormir toda la ma�ana y posterior comida familiar.... Este a�o decidimos que iba a ser diferente y claramente, lo fue. Por cuarto a�o consecutivo los Hermanos San Juan de Dios, desde la Pastoral juvenil en la que muchos de nosotros participamos activamente desde hace a�os, organiz� durante los �ltimos d�as del a�o, del 30 de Diciembre al 3 de Enero, la tradicional Nochevieja alternativa. El lugar en el que se ha desarrollado este a�o ha sido el Centro Asistencial San Juan de Dios de Palencia, donde se trabaja y cuida enfermos de Salud Mental, ancianos y drogodependientes. De nuestra parroquia fuimos 6 j�venes, uni�ndonos all� con tres j�venes m�s y dos que viv�an en Palencia. Estuvimos acompa�ados

P

por dos Hermanos de San Juan de Dios y compartiendo las comidas, Eucarist�as y oraciones con la Comunidad de Hermanos que trabaja all�. Las actividades que hemos desarrollado han sido a nivel de servicio, realizando acompa�amiento y animaci�n de las unidades de enfermos del Centro. Ayudados de unas guitarras y poca voz, pero mucha ilusi�n y alegr�a, que tenemos. Cantamos villancicos y otras canciones tradicionales por los pasillos y salas de estar de los usuarios. Tambi�n pasamos la tarde con un grupo de ex drogodependientes, con los que compartimos juegos de mesa y acabamos bailando, cantando e intercambiando historias de vida. A nivel personal, tuvimos espacios de reflexi�n como la evaluaci�n del 2009 y programaci�n del 2010 y un cine f�rum de la pel�cula "El gran Torino", con un peque�o coloquio que dio pie a comentar y observar detalles de la pel�cula. Aunque el clima no acompa�� mucho durante esos d�as, por la lluvia y el fr�o, tuvimos calor, cari�o y acogida por parte de los usuarios, Hermanos y dem�s trabajadores que all� residen de lo cual estamos enormemente agradecidos. Ha sido una Nochevieja inolvidable que muchos de nosotros, repetiremos el a�o que viene y animamos a otros j�venes a comenzar el a�o nuevo de una forma alternativa. ��Feliz 2010!! Parroquia de la Merced (Madrid)

INFORMACI�N Y NOTICIAS

11


ORDEN

CONCLUSIONES DEL CONGRESO INTERPROVINCIAL "EVANGELIZAR HOY DESDE LA HOSPITALIDAD"

E

n el N�mero 210 de I y N inform�bamos sobre el Congreso celebrado en Granada del 26 al 28 de octubre de 2009. Publicamos, aqu�, las Conclusiones del mismo.

PRIMERA. Analizada la sociedad actual, como una sociedad compleja, secularizada, en la que la familia se ha sentido sacudida y se encuentra desconcertada, donde el pragmatismo y el narcisismo dominan el ser del hombre, que huye del dolor y la autoseducci�n del deseo. El prodigioso avance de las ciencias experimentales ha creado una atm�sfera empirista que no deja huellas y donde no pueden entenderse hombres y mujeres apasionados por un proyecto, una causa. El yo, se ha convertido en un conjunto impreciso, donde desaparece la ausencia por la pasi�n. Desde esta situaci�n y en el camino hacia una sociedad m�s hospitalaria: � Hay que apoyar con decisi�n el proceso hacia la interculturalidad � Educar para una voluntad resuelta y en la virtud de la fortaleza � Abrir a los j�venes al sentido de la vida, desde la alteridad y la compasi�n SEGUNDA. Seg�n las encuestas realizadas por centros de estudios sociales en Europa el n�mero de personas que se manifiestan como creyentes de la religi�n

cat�lica est�n descendiendo significativamente en las �ltimas d�cadas. Las causas de este cambio social son complejas aunque parece que la secularizaci�n de la sociedad, fundamentada en la confianza creciente en la raz�n humana y en el respeto a la conciencia individual, ha jugado un papel determinante. Como consecuencia, nos encontramos con un pluralismo de formas religiosas m�s o menos establecidas y tambi�n con nuevas formas de religiosidad. Este panorama nos muestra la tendencia al abandono de la praxis religiosa tradicional o simplemente en una ausencia de preocupaci�n por el tema religioso o en formas de ate�smo. Esta situaci�n exige a la Iglesia y a la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios (OHSJD) una contextualizaci�n de los medios de la Evangelizaci�n que estamos llamados a realizar. TERCERA. a) La Orden hoy en la Pen�nsula: � La Orden Hospitalaria est� presente en los cinco continentes, en 51 naciones y con 294 obras apost�licas atendiendo unas 34.000 camas/plazas asistenciales. En las Provincias de Portugal y Espa�a, tiene presencia en 51 obras apost�licas siendo atendidas unas 11.000 camas/plazas por 383 Hermanos, 13.200 Colaboradores y 1.800 voluntarios. � El bien que sigue realizando la Orden Hospitalaria en la actualidad, lo hace con mayor calidad, mantiene el estilo de no discriminaci�n y atiende a las personas necesitadas como hijos de Dios. El centro es el enfermo y necesitado por su propia dignidad personal. � La Orden Hospitalaria es consciente de la disminuci�n de los Hermanos y del aumento de los Colaboradores para la atenci�n de las necesidades incluso emergentes. b) Se ha elaborado un DAFO (Debilidades, Amenazas, Fortalezas, Oportunidades) por cinco colectivos de la Orden (Hermanos, Gestores,

F. HNO. MARIANO BERNAB�

12

INFORMACI�N Y NOTICIAS


ORDEN

Asistenciales, Pastoral y Bio�tica, y Voluntariado). Consideramos que ha supuesto dicha elaboraci�n una gran riqueza por la interacci�n entre sus protagonistas y el an�lisis desarrollado en el mismo. Queda el reto del desarrollo posterior de este instrumento que se haga desde las instancias pertinentes para culminar el proceso. Somos conscientes que nuestro camino se har� cuidando, potenciando, sintiendo y viviendo la unidad de la Instituci�n. CUARTA. Situaci�n actual de la Orden en los siguientes �mbitos de la Hospitalidad. Bio�tica 1. Se valora el camino realizado tanto en las Provincias como en el �mbito Interprovincial, en la reflexi�n, discernimiento y divulgaci�n de la bio�tica. 2. Debemos caminar hacia la b�squeda de criterios comunes sobre temas complejos de la bio�tica y que afectan hoy a nuestra sociedad. Ser�a conveniente una voz �nica autorizada de cara al exterior. 3. Constatamos que falta sensibilidad y formaci�n en muchos de nuestros Hermanos y Colaboradores referente a la bio�tica. 4. No debemos anclarnos en un debate �tico cerrado en los "grandes problemas" vitales. Hay que acercar el mismo a la gesti�n ordinaria del d�a a d�a. Y que, normalmente es la que nos afecta en la calidad asistencial de nuestros enfermos y necesitados. 5. Cabe abrir, asimismo, el debate �tico a todo lo referente al �mbito de lo social en donde nuestra instituci�n tiene una presencia cada vez m�s significada. Estilo de Gesti�n 1. Velar porque no se pierda en ninguna Casa la "marca" de identidad de la Orden Hospitalaria. 2. Promover un estilo de gesti�n profesional basado en el modelo humanizador de la Carta de Identidad (actitudes + herramientas). 3. Constituir un grupo de trabajo que compare los diferentes estilos de "gobernanza". Estilo Asistencial

1. Potenciar la pol�tica de Recursos Humanos: Acogida y formaci�n en el estilo propio asistencial de OHSJD. 2. Continuar cuidando la cercania y personalizaci�n. 3. Promover la formaci�n en relaci�n de ayuda y el acompa�amiento al paciente y su familia en todas las dimensiones y fases de la enfermedad. 4. Estimular la proyecci�n Institucional con trabajo en red, hermanamientos, cooperaci�n internacional. Pastoral de la Salud y Social 1. Pastoral integrada a nivel interdisciplinar: asegurando la inserci�n real en el organigrama del centro. 2. Delimitar perfil y capacitaci�n de los profesionales de pastoral. 3. Formaci�n de todos los profesionales para la detecci�n y manejo de las necesidades espirituales. 4. Clarificaci�n de qu� son las necesidades espirituales. 5. Que las gerencias asuman su responsabilidad en el funcionamiento de la pastoral. 6. Dotaci�n de recursos humanos necesarios. 7. Trabajar la posibilidad de cambiar la terminolog�a de pastoral hacia el t�rmino de espiritual y religioso. 8. Incentivar la ilusi�n en los equipos. Transmisi�n de Valores 1. La Hospitalidad es el valor que informa e impregna los dem�s valores: el valor de los valores. Cabe hablar de una "cultura de la Hospitalidad". Formar�an parte de esta cultura los siguientes valores: � Respeto � Asistencia integral � Humanizaci�n � Justicia social � Acogida � Solidaridad � Profesionalidad � Calidad 2. Los valores no se transmiten s�lo por actividades formativas, sino tambi�n y sobre todo a trav�s del acompa�amiento, maneras de hacer y la gu�a de los profesionales. 3. Proponemos: a. Programa sistematizado de trasmisi�n de valores a nivel Interprovincial (formaci�n/contagio)

INFORMACI�N Y NOTICIAS

13


ORDEN

b. Planes de formaci�n por Provincia c. Creaci�n de la figura del mentor 4. Se necesita que exista coherencia entre los planteamientos que realicemos y las opciones institucionales que llevamos a cabo. 5. Existe la necesidad de un lenguaje �nico en este campo. 6. Deben arbitrarse sistemas de evaluaci�n. QUINTA 1. No ha habido grandes innovaciones, pero s� m�ltiples respuestas creativas a situaciones o necesidades nuevas.

2. Se observa apertura a conciertos con entidades p�blicas mediante f�rmulas de concertaci�n que resultan novedosas en las Provincias. 3. Las Provincias manifiestan capacidad de responder creativamente a un entorno cambiante. 4. Hay en las Provincias una predisposici�n a la participaci�n en proyectos conjuntos con entidades que tienen intereses de servicio similares y con la intenci�n de aprovechar sinergias. 5. Muchas innovaciones en las Provincias en los �ltimos a�os van dirigidas a la mejora de la calidad y de la organizaci�n, desde la identidad carism�tica.

EL PORTAL JUANDEDIANO EL SITIO WEB DE LA FUNDACI�N JUAN CIUDAD CUENTA CON UN RECURSO NUEVO:

El Portal Juandediano presenta la investigaci�n hist�rica de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios. En este portal se pueden encontrar documentos sobre San Juan de Dios y la Historia de la Orden. www.sanjuandedios-fjc.org Bolet�n 87 Fundaci�n Juan Ciudad

ENCUADERNACION

Casanova, S.A. MANIPULADOS DEL PAPEL Mare de D�u de N�ria, 4 local C Telefono 93 652 51 33 14 INFORMACI�N Y NOTICIAS

08830 Sant Boi de Llobregat (BARCELONA)


CENTROS

MURCIA - ALBERGUE JES�S ABANDONADO Jornada de puertas abiertas El Albergue Jes�s Abandonado de Murcia, con motivo del D�a Internacional de las Personas sin Hogar, el 25 de noviembre celebr� una Jornada de Puertas Abiertas. Las visitas estuvieron guiadas por el personal del centro y Daniel L�pez, director de Jes�s Abandonado. Tambi�n se elabor� un v�deo de presentaci�n para esta jornada. IyN que a�na los m�s altos valores de altruismo, generosidad, solidaridad y filantrop�a al servicio de la sociedad y de las personas, en particular de las menos desfavorecidas" [...] "no se trata solamente del noble deseo de favorecer a los dem�s. El voluntariado representa la decisi�n efectiva y clara, tomada con madurez y ejercida conforme a un m�todo, de contribuir con las fuerzas, saberes e instrumentos de cada uno a favor del inter�s general". Tambi�n resalt� la relevante funci�n que realiza el voluntariado ante la situaci�n precaria que atraviesa el pa�s, "fomenta as� la cohesi�n social, particularmente en un momento como el actual de grave crisis econ�mica". Igualmente, destac� que en este acto "Murcia se convierte en una escuela de ciudadan�a y espejo en el que nuestra Espa�a puede mirarse con satisfacci�n y con esp�ritu de superaci�n". [...] Subray� que el "desarrollo espectacular que el voluntariado ha experimentado en los �ltimos lustres de sus ra�ces en la arraigada vocaci�n solidaria de nuestra sociedad. Espa�a cuenta con una valiosa tradici�n filantr�pica que se refleja con justicia en la

Reconocimiento a la Fundaci�n Patronato Jes�s Abandonado

La ciudad de Murcia acogi�, el 3 y 4 de diciembre, el XII Congreso Estatal de Voluntariado bajo el lema "Te lo pide el coraz�n". El evento tuvo lugar en el Auditorio V�ctor Villegas y fue Inaugurado por los Pr�ncipes de Asturias. La prensa escrita dio buena cuenta del acto: [...] Don Felipe comenz� su discurso resaltando el papel que desempe�a el voluntariado en Espa�a, "representa hoy una vigorosa fuerza social El Presidente de la Fundaci�n recibiendo la Distinci�n de manos del Principe Felipe.

F. FRAN MANZANERA GONZ�LEZ

INFORMACI�N Y NOTICIAS

15


CENTROS

importancia que el voluntariado espa�ol tiene en la actualidad y que, sin duda, sabr� incrementar en un futuro". Para terminar, el Pr�ncipe de Asturias, a trav�s de un sabio proverbio africano, anim� a los asistentes a seguir colaborando para que Espa�a sea a�n m�s solidaria, "corriendo solo se corre m�s r�pido, pero corriendo juntos se corre m�s lejos". El acto de apertura lo abri� el alcalde de Murcia, Miguel �ngel C�mara, quien tras dar la bienvenida a Sus Altezas Reales, destac� la convivencia de la ciudad durante a�os de las tres culturas (cristiana, musulmana y jud�a), muestra del talante "abierto, generoso y solidario de los murcianos", y asegur� que "pese a nuestra historia y rico patrimonio, nuestra principal riqueza radica en nuestras personas, aut�ntico semillero de voluntarios". A continuaci�n, los Pr�ncipes de Asturias entregaron los Premios Estatales del Voluntariado Social 2009, que recayeron en Ra�l Viana, por sus m�s de veinte a�os de actividad voluntaria en la Asociaci�n de Padres y Familia de Toxic�manos de Guadalajara; Mar�a Luisa �lvarez por su dedicaci�n voluntaria en el apoyo a personas con discapacidad f�sica e intelectual de Manos Unidas de Toledo as� como de Unicef; Asociaci�n de Familiares y Amigos de Ni�os Oncol�gicos (Afanoc); la Fundaci�n Adsis

y una menci�n honor�fica para la Fundaci�n Patronato Jes�s Abandonado. El presidente de la Plataforma del Voluntariado de Espa�a, Luciano Poyato, felicit� a los galardonados y aprovech� su intervenci�n para pedir al voluntariado que "vaya m�s all� de la acci�n cotidiana y participe en las pol�ticas p�blicas" y a las autoridades que no consideren al voluntariado como un componente s�lo "auxiliar". Por su parte, el presidente de la Comunidad, Ram�n Luis Valc�rcel, destac� el reto que ha supuesto la organizaci�n de este acontecimiento de �mbito estatal, "es un reconocimiento a la labor de tantos voluntarios que desarrollan su tarea en nuestra Regi�n, y que dedican su tiempo a los dem�s de forma altruista y desinteresada, con el �nico prop�sito de aportar su esfuerzo personal a quienes m�s lo necesitan". Mientras que la subsecretaria de Sanidad y Pol�tica Social, Consuelo S�nchez, record� con emoci�n a los tres cooperantes recientemente secuestrados y que como dijo "nos acompa�an en el coraz�n", lo que desat� el aplauso del millar de asistentes congregados en el Auditorio. Tras finalizar el acto inaugural, los Pr�ncipes de Asturias junto a las diversas autoridades de la Regi�n de Murcia, recorrieron los casi cincuenta stands pertenecientes a instituciones, empresas y ONGs de todo el pa�s, ubicados en el Centro de Congresos del Auditorio.

16

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

Los murcianos, una sociedad comprometida La "conciencia social" que se hace patente en este Congreso organizado por la Consejer�a de Pol�tica Social, Mujer e Inmigraci�n es, afirm� el presidente de la Comunidad, Ram�n Luis Valc�rcel, "una muestra del trabajo realizado por organizaciones y entidades en los �ltimos a�os, reforzado por el apoyo de las instituciones, lo que ha permitido dise�ar una l�nea de actuaci�n dirigida a la erradicaci�n de situaciones marginales y a la construcci�n de una sociedad m�s solidaria". Asimismo, Valc�rcel anim� a los murcianos a mantener vivo el impulso que a lo largo de este a�o se le ha dado al movimiento voluntario en la Regi�n de Murcia, ya que "formar parte de un proyecto en el que ser voluntario es aspirar a un mundo mejor". "Nos sentimos muy orgullosos de la respuesta de la sociedad murciana, de su compromiso, de su entrega generosa a los dem�s y de sus ganas de dar lo mejor de si mismos", remarc�. El respeto, la tolerancia y la solidaridad son valores que, seg�n apunt� Valc�rcel, "estamos obligados a promocionar, porque de ellos nace el esp�ritu del compromiso y nada es m�s importante en la actualidad que pertenecer a una sociedad comprometida". La Verdad de Murcia 4.12.2009 Mar F. Felices

Dar el primer paso, calor, humanidad y cercan�a. El Hno. Enric forma parte del equipo de profesionales que trabajan en el proyecto Encuentro que se puso en marcha hace dos a�os. Desde hace 6 est� en el Albergue Jes�s Abandonado trabajando en el campo social para el que se hab�a formado y es uno de los que est� a pie de calle ayudando a los m�s pobres de la ciudad de Murcia. La entrevista con el Hno. Enric Pastor publicada en el n�mero 126 del bolet�n Jes�s Abandonado informa, est� dedicada a un proyecto m�s que a un personaje (haciendo caso de su petici�n expl�cita). Encuentro es uno de los proyectos con el que Jes�s Abandonado va m�s all� de ayudar al pobre en sus necesidades de comida y cobijo: hace el intento de acoger a personas que viven en la marginalidad absoluta invit�ndolas a volver a la vida y a la sociedad. Cu�ntanos sobre el proyecto Encuentro. El proyecto Encuentro es un intento de acercar la instituci�n a la calle. La impresi�n que ten�amos era que los m�s pobres de Murcia no acud�an a la Fundaci�n ni a ninguna otra instituci�n porque realmente no conoc�an los recursos, ni ten�an capacidad para acercarse a ellos. El objetivo de este proyecto son la personas que sufren un deterioro muy avanzado, muchas tienen enfermedades f�sicas o ps�quicas, alcoholismo... personas que por s� solas no son capaces de buscar un refugio o valorar si est�n enfermas. Afortunadamente el n�mero de ellas se ha ido reduciendo. Pudimos contar con un precedente en Barcelona: el proyecto Ra�ces (Arrels) de los jesuitas que es un referente en cuanto a la filosof�a de trabajar con las personas sin hogar desde hace muchos a�os y en el que tuve la ocasi�n de participar como voluntario. �Es dif�cil contactar con estas personas? Me sorprend� cuando empezamos a trabajar: por lo general no hay rechazo por su parte. Nuestros prejuicios nos hacen pensar que estas personas rechazan el contacto con el mundo normalizado. Tenemos mucho miedo a lo desconocido, a lo apartado y dificultades para entender c�mo

Hno. Enric Pastor.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

17


CENTROS

pueden estar en esta situaci�n. Cuando cruzamos la barrera de nuestros prejuicios y nos quedamos a la expectativa, resulta que esos miedos no han sido justificados. La realidad es que la gente nos recibe bastante bien y con ganas de conversar y compartir. �Cu�s es el papel de los voluntarios en este proyecto? Ahora mismo tenemos a cuatro voluntarios colaborando en el proyecto. Existen cuatro rutas por la ciudad, un profesional las recorre semanalmente acompa�ado de un voluntario visitando a las personas. Las visitas se hacen siempre con el mismo voluntario a la misma persona porque de este modo se crean v�nculos y evitamos que se sientan invadidos. El voluntario es muy importante porque da calor humano y confianza. Los profesionales a menudo somos el veh�culo que acerca una persona a la otra. El trabajo de la empat�a, el respeto y la comprensi�n es crucial: los voluntarios son personas cargadas de humanidad y eso se transmite en el trato desinteresado que dan a la persona sin hogar. Es una comunicaci�n muy sanadora. Para ser voluntario de Encuentro uno tiene que prepararse y reflexionar en profundidad: debemos tener mucha humanidad y respeto hacia estas personas: las visitas que les hacemos equivalen a entrar en su casa sin ser invitados, por tanto son ellos los que nos acogen. Debe ser una tarea muy lenta para que te consideren digno de confianza. La confianza es muy dif�cil de ganar con ellos y se pierde en dos segundos: hay fracasos y errores, es un trabajo a fondo perdido. Al acompa�ar a estas personas no se pueden plantear grandes objetivos, hay que buscar el equilibrio entre el acercamiento profesional y la empat�a del voluntario: los profesionales tenemos tendencia a trabajar sobre objetivos y en este sentido los voluntarios ayudan a suavizar y a humanizar. Lo bello del proyecto no son las cifras que podemos conseguir, sino el acercamiento a las personas sin esperar nada, y luego darte cuenta de que eso funciona, de que te van aceptando y confiando. Obviamente se persigue que salgan de la calle, que vengan al albergue y que su situaci�n mejore pero sin prisas y con mucha paciencia, es un trabajo basado en peque�os logros que vamos

consiguiendo poco a poco. La propia persona es la que marca los tiempos y la velocidad. Cuando consigues entrar en su mundo, �c�mo se produce el salto al albergue? Se da cuando tienen la confianza suficiente en alguien dispuesto a hacer algo por ellos y saben que no se van a sentir forzados, que podr�n elegir. Les cuesta mucho creer que se les ofrece algo sin pedir nada a cambio, les sorprende y hay que saber gestionar esa sorpresa y a veces produce frutos. Aunque parezca extra�o que lo diga, el objetivo no es tanto que vayan al albergue, sino que perciban la Fundaci�n como una posibilidad para el cambio. El hecho de que acudan al albergue es un gran �xito. Procuramos dialogar con ellos para que est�n tranquilos y relajados, que sonr�an en nuestra compa��a y vean que el cambio es posible. Nos van haciendo peque�as demandas seg�n van notando el calor humano. Perciben que detr�s de las dos personas que los visitan hay una instituci�n donde no se fiscaliza, a la que pueden venir cuando ellos quieran. Queremos que nos vean como una posibilidad de acogida, por ello si no se les da confianza nos ver�n como un mundo abstracto y hostil. Las personas que dan el paso de entrar a la residencia hay que acogerlas y mimarlas, para que se sientan tranquilas. Algunos entran para quedarse, otros vienen y van. No sabemos si los que entran van a quedarse ni por cuanto tiempo, no podemos preverlo porque se trata de personas con una situaci�n personal muy compleja. Es una satisfacci�n realmente grande cuando uno de ellos le dice al compa�ero: vete a Jes�s Abandonado que all� te van a ayudar, y muchas veces el que da ese mensaje ni siquiera aparece por la Fundaci�n. H�blanos de n�meros. En estos momentos en el albergue se encuentran 8 personas procedentes del proyecto Encuentro. Sin embargo, tal como acabo de comentar, no podemos prever si se van a quedar y por cuanto tiempo. Tambi�n hay personas que van al comedor, a las duchas y roper�a... este tipo de entradas y salidas son m�s dif�ciles de cuantificar, son cambiantes. La Fundaci�n tambi�n facilita pensiones a los que no quieren o no se sienten preparados para estar en el albergue.

18

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

Son bastante frecuentes los casos de personas que acud�an a Jes�s Abandonado y de pronto dejaron de hacerlo. Les tenemos que recordar que la Fundaci�n existe y est� a su disposici�n, parece que se les olvida y no sabemos el porqu�. El caso es que la l�gica no funciona en este proyecto: las situaciones en las que se encuentran estas personas no tienen ninguna l�gica, lo mismo ocurre con muchas de sus reacciones. �C�mo son sus relaciones con los compa�eros de la residencia? A veces se crean v�nculos, otras veces hay un desconocimiento total aunque lleven a�os conviviendo. Es bonito ver cuando se dan situaciones de ayuda entre ellos, aunque tambi�n se dan situaciones de ego�smo y rechazo, quiz� porque los que llevan m�s tiempo fuera de la calle ya no recuerdan que han estado en la misma situaci�n, quiz� porque la figura del reci�n llegado les trae malos recuerdos. No lo sabemos. Dices que ahora hay menos personas en situaci�n precaria en la calle. Cuando empezamos el proyecto cada ruta era un v�a crucis, pero sab�amos a qui�n �bamos a encontrar y d�nde. Eran personas en un estado extremadamente deteriorado y con poca movilidad. Ahora la verdad es que quedan menos; algunas est�n en el albergue o se han acogido a otro recurso, tam-

bi�n ha habido fallecimientos. Sin embargo, nos alarma que la crisis haya aumentado el n�mero de personas que viven en la mendicidad y proceden de colectivos que no eran habituales en la calle. Tememos que, de prolongarse esta situaci�n, se creen grandes bolsas de pobreza. En estos momentos nos estamos fijando en los que est�n en proceso de deterioro: son los m�s j�venes, con m�s vitalidad y con un mejor estado f�sico, pero en un proceso claro de deterioro que dentro de unos a�os seguramente los llevar� a la marginaci�n extrema. Son personas desarraigadas, casi todas con problemas mentales o de alcohol. Es m�s dif�cil localizarlas porque se mueven mucho y el sistema de las rutas va perdiendo un poco el sentido, ya que hemos de ir en su b�squeda. Suponemos que es una batalla contra el tiempo. Sobre todo contra la frustraci�n porque sabes como pueden acabar pero ellos no son conscientes: parece que han de tocar fondo para darse cuenta. Es muy frustrante y hace da�o ver como una persona se va destruyendo poco a poco y que no funciona ni la l�gica, ni los recursos de los que dispones. Hablando del albergue, �qu� otras necesidades de infraestructura ten�is? El albergue es bastante grande y los residentes pueden estar tranquilos y guardar su intimidad

INFORMACI�N Y NOTICIAS

19


CENTROS

y anonimato. Suelen ser personas muy independientes, solitarias y con dificultades para relacionarse debido a los muchos a�os que han pasado en la calle. Ponerlas en un ambiente con mucha gente ser�a complicado, necesitan de un espacio suficiente para salvaguardar su aislamiento hasta que se ven preparadas para incorporarse al grupo. No obstante, en el albergue hay cierta normativa, es flexible, pero se tiene que cumplir y a veces se dan conflictos y renuncias. Por ello es importante crear un espacio abierto y c�ntrico (el centro de la ciudad es donde

normalmente se encuentran esas personas) para que puedan acudir cuando les venga bien: para dormir y ducharse, recoger ropa, tomar medicaci�n, estar una tarde sentados... Ser�a tambi�n una forma de crear el v�nculo con la Fundaci�n. Hay que mencionar que el albergue est� en la afueras y a la mayor�a de estas personas les cuesta acceder, no est�n bien f�sicamente para poder desplazarse, tampoco tienen medios econ�micos. Jes�s Abandonado Informa N� 126 � Oto�o/Invierno 2009

ESPLUGUES - HOSPITAL SANT JOAN DE D�U

Inauguraci�n de un nuevo edificio de hospitalizaci�n infantil para pacientes de Salud Mental El Hospital Sant Joan de D�u inaugura un nuevo edificio de hospitalizaci�n infantil para pacientes de salud mental El servicio de hospitalizaci�n psiqui�trica del Hospital Sant Joan de D�u se ha trasladado a un nuevo edificio que se ha construido junto al Hospital y que fue inaugurado el pasado d�a 11 de diciembre por la consejera de Salud, Marina Geli, y la alcaldesa de Esplugues, Pilar D�az. El nuevo edificio, bautizado con el nombre de �taka, cuenta con cinco plantas de cerca de 500 m2 de superficie cada una y acoger� en el futuro, adem�s del servicio de hospitalizaci�n, el hospital de d�a de psiquiatr�a. Sus instalaciones han sido concebidas siguiendo el modelo de atenci�n que pretende convertirse en una referencia en el �mbito de la salud mental infantil y que busca reducir al m�ximo el impacto de la hospitalizaci�n en el ni�o. Durante su estancia, los ni�os ingresados van vestidos de calle, siguen el ritmo de las clases, porque hay un servicio de escuela, y participan en otras actividades que han sido concebidas con una finalidad terap�utica y que aportan informaci�n sobre el paciente que resulta muy �til para los

20

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

profesionales con objeto de ajustar el diagn�stico. El contacto entre el m�dico y el paciente se lleva a cabo de la forma menos intrusiva posible, dentro de la rutina diaria de estas actividades. El edificio cuenta con un importante equipo multidisciplinar integrado por psiquiatras, psic�logos, enfermeras, auxiliares, maestros y trabajadores sociales, todos ellos profesionales cualificados para la atenci�n de todas las patolog�as que se presentan y en constante comunicaci�n para poder efectuar el seguimiento de los pacientes y las incidencias que se puedan presentar en el d�a a d�a. La distribuci�n del espacio ha sido especialmente pensada para que las salas y habitaciones tengan la m�xima luminosidad y amplitud, y sean vers�tiles para poder realizar en ellas diversas actividades en paralelo sin que esto altere la din�mica de trabajo de los diferentes grupos de pacientes. Los ni�os participan en talleres de grafiti, cer�mica, go, elaboraci�n de una revista, musicoterapia, arteterapia, etc. El nuevo edificio dispone de dos zonas abiertas: por un lado, una terraza donde los pacientes pueden jugar de forma libre gracias a las pro-

tecciones que se han previsto y, por otro lado, una zona ajardinada en la planta baja donde se pueden compartir momentos con los familiares y realizar actividades terap�uticas. Los familiares pueden participar, adem�s, en algunas actividades psicoeducativas y est�n tambi�n implicados en el tratamiento farmacol�gico y de curas de enfermer�a. Todo el interiorismo del edificio ha sido adaptado a las caracter�sticas de los pacientes, ya sea para procurar su seguridad con elementos de mobiliario que evitan que los pacientes se puedan hacer da�o, ya sea porque los pacientes tienen la posibilidad de personalizar sus habitaciones y sentirse m�s como en casa. La seguridad es uno de los elementos que m�s caracterizan el edificio �taka. Las c�maras de seguridad, los controles de movilidad dentro del edificio, los intercomunicadores de las enfermeras y los de las habitaciones garantizan la m�xima seguridad de los pacientes pero est�n pensados para que �stos no las perciban de forma directa e intrusiva ni les hagan tener la sensaci�n de reclusi�n forzada. Servei de comunicaci�

PAMPLONA - HOSPITAL SAN JUAN DE DIOS Navidad en el Hospital Un a�o m�s nuestro Hospital se prepar� para recibir y celebrar la Navidad, y como es tradicional en estas fiestas, el personal adorn� sus Servicios para tratar de hacer m�s alegre el transcurso de estos d�as a todos: enfermos, familiares... Ya a las puertas de la Navidad repasando un buen d�a un peri�dico "tropec�" con una carta, que a pesar del pesimismo que le empapa, pienso refleja esas otras Navidades: las que viven los enfermos y ancianos necesitados de cari�o; las que viven las familias que sufren la separaci�n de un ser querido; las que sobrellevan la soledad y el ego�smo de los seres m�s cercanos. Dec�a as� la carta: Estos son d�as especiales en los Hospitales y en las Residencias de Ancianos. Hay tal vez, m�s visitas, ilusiones ef�meras que se desvanecen en cuanto cruzan la puerta de salida, la que separa este mundo de la enfermedad con el exterior. En el Hospital se colocan adornos, �rboles de Navidad, Nacimientos..., pero cada habitaci�n es un peque�o reducto donde se vive la enfermedad en soledad. Las circunstancias de cada uno son diferentes, pero todos agradecen que una mano amiga empuje su silla de ruedas, o que alguien mitigue su dolor o le d� conversaci�n. El futuro lo ven lejano o no existe para ellos y repasan lo que ha sido su pasado. Su mayor est�mulo es pensar en que el m�dico les d� buenas noticias, o so�ar con que los

INFORMACI�N Y NOTICIAS

21


CENTROS

dolores, esta vez, hayan desaparecido o hayan ido a parar a otro lugar de su cuerpo, agotado por el peso de la enfermedad, de los a�os y de la vida. Mientras tanto, en la calle se sufre el gran agobio consumista de estas fechas: gente que ultima sus compras, los escaparates repletos de posibles regalos, los turrones, luces de colores... Miro a un enfermo con el cabello nevado y las manos temblorosas y me dice con iron�a: "Bueno, al menos es Navidad..." S�, es Navidad y en nuestro Centro tal como es tradici�n nos lo recuerda el Servicio de Rehabilitaci�n invitando a enfermos, familias y trabajadores a disfrutar de las voces de "Chus y sus Halcones" que nos deleitaron con un sin fin de Villancicos al estilo mariachi acompa�ados de diversos instrumentos musicales. Tuvieron una excelente acogida por parte de todos los que all� estaban a quienes su presencia les trajo un momento de felicidad en medio de los diversos padecimientos.

Otro acto en estas fiestas navide�as fue la celebraci�n de la Eucarist�a en la planta de la Unidad de Cuidados Paliativos el d�a 24 por la tarde, en la que revivimos el Nacimiento de Jes�s en Bel�n. El broche que puso punto final a la Navidad fue la noche de los Reyes Magos, que volvieron a sembrar de ilusi�n el ambiente hospitalario. Precedidos por los acordes del acorde�n, las panderetas y los Villancicos hicieron su entrada en el Hospital donde el Hno. Gabino les dirigi�, en distintos idiomas, unas palabras de bienvenida pidi�ndoles, entre otras cosas, que al ser Magos curasen su garganta. Tras una calurosa acogida, los Reyes acompa�ados por sus pajes y por una comitiva de personas llevaron regalos a cada uno de los enfermos, que los recibieron con alegr�a y emoci�n. Conforme realizaban el recorrido iban llegando impacientes los ni�os por ver de cerca a sus Majestades, con los que el alboroto y la algarab�a fue en aumento. Tras la visita a la Capilla en la que los Reyes ofrecieron al Ni�o sus presentes: Oro, incienso y mirra, lleg� el momento m�s esperado por los peques: la entrega de sus regalos. El sal�n estaba a rebosar ni�os, padres, amigos... Ante la presencia de los Magos se hizo un peque�o silencio, momento que fue aprovechado por Melchor para tomar la palabra y dirigirse sobre todo a los ni�os a los que sorprendi� al decirles que el Rey Baltasar hab�a sufrido una ca�da del camello y que se hab�a roto la rodilla, era divertido observar a los ni�os con la boca abierta por la sorpresa y un tanto confusos, situaci�n que dur� muy poco al o�r de nuevo de la boca de Melchor, que como en este Hospital hay buenos m�dicos le hab�an curado. Tambi�n Baltasar, que a pesar de manifestar una cierta a�oranza por el cambio de estilo de vida, dirigi� unas palabras haciendo re�r a ni�os y mayores. A continuaci�n los Reyes les entregaron los regalos, no faltaron balones, y chucher�as para todos. Queremos agradecer y dar las gracias a todos y en especial a sus Majestades que un a�o m�s han hecho posible que estas navidades hayan sido "Navidad" para todos. Servicio de Atenci�n Espiritual y Religiosa

22

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

ALMACELLES - CENTRE ASSISTENCIAL SANT JOAN DE D�U

El arte como transmisi�n de valores y como un elemento de integraci�n social Como voluntaria del Centro Asistencial de Sant Joan de D�u de Almacelles (Lleida), tengo la oportunidad de transmitir y de compartir mis conocimientos entorno al patrimonio y el mundo art�stico con los internos, profesionales y Hermanos del centro. Tenemos un extenso programa de visitas tem�ticas en las que contemplamos entre otras, la antigua catedral medieval de la ciudad de Lleida, conocida como La Seu Vella de Lleida; visitamos el Museu de Lleida, diocesano y comarcal; la Catedral Nueva de Lleida; la Iglesia de San Lorenzo, que acoge una de las mejores colecciones de retablos de piedra del siglo XIV; el pueblo de Verd�, con su iglesia, castillo, el santuario de Sant Pere Claver, la villa y los centros de cer�mica; Cervera con la iglesia colegiata de Santa Maria, que acoge una magn�fica colecci�n de vidrieras as� como el resto del edificio y otros puntos de inter�s y museos. Una actividad como voluntaria que permite a los usuarios del centro, desplazarse hacia el objetivo de visita, salir de la rutina del d�a a d�a para realizar las visitas culturales programadas. Esta es una l�nea de trabajo que complementamos con otra realizada en el propio centro, en la que impartimos conferencias que versan sobre arte y artistas con proyecci�n de im�genes que acompa�an nuestra charla. Conferencias que son el punto de encuentro con otros usuarios, con la voluntad de compartir la experiencia sensual y sensitiva del arte. El arte sacro, que tomamos como punto de partida, nos permite aproximarnos al encuentro con uno mismo, en una experiencia colectiva y a la par individual. Los usuarios gozan y se expanden f�sica y mentalmente con el arte. Es un complemento que ayuda a contribuir a su bienestar y que en la vertiente contemplativa les permite gozar de la belleza por s� misma. El arte, b�sicamente el realista figurativo que escogemos en nuestras actividades, les permite gozar en un nivel pl�stico, art�stico y tambi�n est�tico. Percibimos como el arte contribuye a su bienestar f�sico y a la comunicaci�n con el grupo. Cierto que no todo el arte de contenido sacro es de una calidad art�stica de primer orden, pues su misi�n es, entre otras, la de suscitar la devoci�n y la contemplaci�n a la vez que conectar con el misterio en el sentimiento de belleza y de su trascendencia. El arte, es sin lugar a dudas, un tipo de lenguaje de comunicaci�n y a medida que nos distanciamos en el tiempo de su producci�n art�stica hasta nuestros d�as, este arte requiere de un intermediario de patrimonio, y �sta es

La Seu Vella de Lleida.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

23


CENTROS

nuestra misi�n, ser el enlace entre la obra y el usuario. Un intermediario que facilite claves de comprensi�n, de aproximar al usuario a conocerlo, a saber qu� explica, qu� nos narra y qu� nos cuenta ya que en definitiva fue creado con la finalidad de enaltecer valores sociales, colectivos, religiosos, espirituales y trascendentes para con la comunidad. A modo de ejemplo, cuando desciframos el contenido de los retablos de piedra del siglo XIV de la iglesia de San Lorenzo, lo que hacemos es analizar esa sociedad medieval, la que lo origin�. Analizamos su estructura, sus valores sociales, el mensaje que difunde, el arte en si mismo, la moda, el peinado, la historia del santo o de la santa y un sinf�n de temas. Un arte en el que el artista/artesano utiliza como hilo conductor una historia que la recoge como la memoria de una comunidad y de unos hechos que los plasma a trav�s de su creaci�n art�stica. Un arte como el que visitamos, es una manera de reproducir la realidad de una sociedad y que actualmente nos permite ver esa continuidad y esa voluntad con la que fue creado, como el de generar valores que facilitan la estructura social y la integraci�n de colectivos como el de Sant Joan de D�u, con frecuencia apartados de la propia sociedad. La nuestra, es una experiencia que nos permite crecer como personas, ser generosos y compartir conocimientos y aportar luz a la comunidad y a la sociedad. Esther Balasch

comportamientos problem�ticos, ya que estas conductas son un problema grave para el sujeto y para quienes comparten el contexto donde tienen lugar. Otras razones ser�an el de proporcionar un modelo de formaci�n centrado en las necesidades reales de los usuarios de los centros y del personal de apoyo, atender y solucionar los problemas de comportamiento, proponiendo estrategias de intervenci�n basadas en el concepto de apoyo conductual positivo. Los objetivos del curso fueron: ense�ar habilidades esenciales del SCP, responder a las dudas del personal de atenci�n directa y proporcionarle retroalimentaci�n, solucionar situaciones demostrando y explicando las habilidades requeridas, facilitar el trabajo en equipo, comunicarse efectivamente con el personal, disfrutar m�s de las interacciones con otros profesionales, y proporcionar servicios y apoyos a usuarios con discapacidad de m�s calidad. A continuaci�n resumo los puntos m�s destacados del curso: � Las metas del SCP ser�an las de apoyar a las personas con discapacidad a: disfrutar de la vida, ser tan independientes como sea posible, llevar una vida normal y superar sus problemas de conducta. � Los objetivos son: disfrutar de la vida, potenciar independencia, normalizaci�n, y adaptar/superar la problem�tica. � Los valores del SCP ser�an el respeto a todos sus derechos como ciudadanos, soportes y servicios centrados en la persona, tratar a todas las personas con dignidad, y libertad de abuso y/o negligencia. � El Modelo ABC (Antecedentes/conducta/consecuencias) es esencial en la aplicaci�n del SCP. Una regla b�sica para usar este modelo ser�a la de proporcionar antecedentes y consecuencias de refuerzo positivo a las conductas deseables y, cuando sea posible, eliminar o cambiar los antecedentes que se dan antes de la conducta problem�tica. Recordemos que la conducta tiene que ser observable, medible y que otros puedan estar de acuerdo. Existen dos tipos de refuerzos: el refuerzo

Soporte Conductual Positivo El pasado mes de diciembre atendimos un curso sobre SCP dirigido a profesionales que ejercen funciones de gu�a y supervisi�n en la implantaci�n de esta l�nea de trabajo. El curso tuvo lugar en nuestro centro de Almacelles (Lleida) y vinieron t�cnicos de los centros de Lleida y su demarcaci�n. La docente fue M� Jos� Go�i, licenciada con Grado en Filosof�a y Letras-Secci�n Psicolog�a. El SCP tuvo origen para dar respuesta a las personas con discapacidad que adem�s muestran

24

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

positivo, o incrementar una conducta para conseguir la consecuencia deseada, y el refuerzo negativo, cuando una conducta es m�s probable que ocurra de nuevo, cuando la conducta le permite a la persona acabar con algo que le disgusta o le resulta desagradable. � Las pautas cuando sucede una conducta no deseada son las de: ignorar, redirecci�n, entrenamiento, comunicaci�n facilitada, escucha activa, modificaci�n del est�mulo y procedimientos restrictivos. � Finalmente, los soportes son otro aspecto importante en la aplicaci�n del SCP. La norma b�sica en el uso de los planes de soporte conductuales es que deben llevarse a cabo tal y como est�n escritos. Los tipos de soportes son: verbales, gestuales, modelo y f�sico. Para finalizar s�lo a�adir que fue un gran curso; lo aprovechamos al m�ximo y nos enriqueci� en muchos niveles. La participaci�n en todas las sesiones fue muy activa, tanto tomando parte en las actividades que incluyen "role-play" como en dar respuestas escritas a las situaciones planteadas. Espero que os haya servido un poco... Cl�udia Torres

entrevistas semiestructuradas, realizadas por miembros de los equipos t�cnicos durante los meses de setiembre y octubre de 2009. Estos resultados nos ayudan a seguir perfilando nuestra l�nea de trabajo y a mantener una reflexi�n permanente sobre la funci�n de nuestros servicios. El estudio se present� en las II Jornadas de Centros de D�a y servicios de rehabilitaci�n, obteniendo el premio al mejor p�ster (p�g. 26). Marcos Febas y Montse Gonz�lez

Con el fin de llegar a todos El otro d�a, mientras le�a un libro de teatro, algo se encendi� en mi cabeza; hablaba del teatro como una experiencia de libertad que eliminaba y suprim�a lo que pueden ser los muros o las paredes, para dar vida a otros personajes que se encuentran en un lugar y en un momento diferente al del actor. Esto me hizo pensar, de hecho pon�a en �nfasis lo que hacemos nosotros al preparar nuestro espect�culo de Navidad con los grupos del centro de atenci�n especial. Aunque nuestra experiencia va m�s all� de la libertad: eliminamos barreras. Damos voz a aquel que no la tiene, para que acompa�ado de una voz en off pueda ser el protagonista por un instante. Acompa�amos sus movimientos cuando est�n en escena bajando la intensidad de la luz y gui�ndolos con luz fluorescente para que recuerden los pasos que deben seguir. Para aquellos que no pueden subir a un escenario por su dificultad de movimientos, salen con soporte audiovisual. Todo esto para que ellos puedan disfrutar y recibir el aplauso caluroso del p�blico que les demuestra que el esfuerzo ha valido la pena. De esta forma podemos trabajar con ilusi�n los d�as de fiestas que se aproximan y vivir as� la plenitud de preparar nuestro espect�culo. Una vez nuestra actuaci�n ya ha finalizado, no hay un solo d�a en que los mismos actores no hagan referencia a esta experiencia. Y como no, ahora nos tocar� esperar otro a�o para volver a revivirlo. Anna Prats

EL SERVICIO PRELABORAL RECIBE UN PREMIO POR SU P�STER "NIVEL DE SATISFACCI�N Y EXPECTATIVAS EN LOS USUARIOS ATENDIDOS EN LOS SERVICIO PRELABORALES DE ALLEM", EN LAS II JORNADAS DE CENTROS DE D�A Y SERVICIOS DE REHABILITACI�N. Los servicios Prelaborales Sant Joan de D�u de Almacelles, ASPROS y Taller Alba, pertenecientes a ALLEM (Federaci�n de entidades que atienden a personas con discapacidad en la provincia de Lleida) realizaron un peque�o estudio descriptivo para identificar y cuantificar algunas variables: el nivel de satisfacci�n de los usuarios, propuestas de mejora en las actividades, sus objetivos y expectativas. La muestra estaba formada por 27 usuarios, escogidos por selecci�n aleatoria, con un tiempo de vinculaci�n a los servicios superior a tres meses. Los resultados se obtuvieron mediante

INFORMACI�N Y NOTICIAS

25


CENTROS

26

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

ESPLUGUES - SANT JOAN DE D�U, SERVEIS SOCIOSANITARIS

PROGRAMA DE APOYO A FAMILIAS Y/O CUIDADORES DE ENFERMOS CON DEMENCIA, UNA EXPERIENCIA FORMATIVA. La demencia es uno de los principales problemas de salud en los pa�ses desarrollados, a causa del impacto que estas enfermedades tienen en el paciente, en la familia y en los cuidadores, como tambi�n en la utilizaci�n de los recursos sanitarios y sociales disponibles. El deterioro cognitivo es muy frecuente en la gente mayor, con una prevalencia estimada del 10% (entre las personas de 65 a�os o m�s), prevalencia que se incrementa de forma espectacular a medida que nos acercamos a edades m�s avanzadas de la vida. Adem�s, nuestra poblaci�n est� muy envejecida, cerca del 19% de la poblaci�n tienen m�s de 65 a�os, por lo tanto se trata de una patolog�a que incide fuertemente en el �mbito social y sanitario. La demencia es, generalmente, una enfermedad cr�nica que se manifiesta por el deterioro de las capacidades intelectuales con afectaci�n y repercusi�n en las actividades diarias y en el entorno social, laboral y familiar del paciente. Habitualmente presenta un curso de tipo progresivo con p�rdida de la autonom�a hasta llegar a la total dependencia y la muerte, durante el cual se presentan diversas etapas y necesidades, que obligan a una constante adaptaci�n del entorno a la nueva realidad. Tal como considera el "Anteproyecto" del Plan de Demencias de Catalu�a, la demencia y el deterioro cognitivo se tienen que considerar enfermedades familiares. Es una realidad que afecta naturalmente a la persona que la sufre, pero en la misma medida a todos aquellos que diariamente cuidan de la persona afectada. Convertirse en cuidador exige un sacrificio personal muy importante y comporta un elevado desgaste emocional. Adem�s, se trata de un proceso que genera un gran cambio dentro de la familia, con gran impacto en la vida diaria y en las relaciones entre los diferentes miembros de la misma. La posici�n y la actitud de los cuidadores frente a los diferentes problemas ligados a la demencia es heterog�nea y variable. �stos pueden aceptar, negar, participar y/o implicarse en la cura de su familiar. La tarea es dura y casi un 30% de los cuidadores, debido al desgaste que supone el hecho de cuidar, presentan alteraciones f�sicas y psicol�gicas secundarias y, un n�mero relativamente elevado, tiene riesgo de claudicar. As�, es conveniente y �til que los familiares cuidadores puedan recibir informaci�n, formaci�n y apoyo para desarrollar su tarea y asumir el papel de cuidador. Por todo ello, en Sant Joan de D�u Serveis Sociosanitaris, hemos llevado a cabo la segunda edici�n de un programa formativo dirigido a los familiares cuidadores. El objetivo principal del curso era el de ofrecer educaci�n sanitaria al cuidador para darle apoyo en el manejo integral de la persona con demencia. Los objetivos espec�ficos del programa eran: informar con respecto al proceso de la enfermedad en las diferentes etapas, ofrecer educaci�n sanitaria con el fin de facilitar herramientas para afrontar la cura y el manejo de los enfermos, asesoramiento en relaci�n en la red de recursos sociales y actuaciones legales y reducir el impacto familiar de la enfermedad. As� el cuidador tendr� herramientas para atender debidamente al enfermo, para desarrollarse en el manejo de las diversas situaciones conflictivas, de todo tipo que en el transcurso de la enfermedad pueden surgir, y aprender tambi�n a preocuparse de s� mismo, y junto con el resto de la familia poder planificar el futuro del enfermo y de la unidad familiar. El curso se imparti� entre septiembre y noviembre de 2009. Con un total de 7 sesiones, y 11,5 horas lectivas, impartidas por un equipo multidisciplinar integrado por profesionales del centro, asegurando as� una formaci�n holista y de calidad.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

27


CENTROS

Las diferentes sesiones fueron: � Sesi�n introductoria: informaci�n sobre demencias � Afrontamiento de los trastornos psicol�gicos y de la conducta asociados � La prevenci�n y la cura de los enfermos con demencias � Movilizaciones en demencias: visi�n pr�ctica � Dependencia y actividades de la vida diaria � Cuidamos a los que cuidan � Incapacitaci�n, tutela y recursos comunitarios Adem�s, se hizo un esfuerzo importante para dar al contenido del curso una importante carga pr�ctica, trabajando sobre ejemplos de la vida cotidiana y escenificando las habilidades aprendidas, favoreciendo la consolidaci�n, comprensi�n y posterior puesta en marcha. Asimismo, se trabaj� con un formato de sesiones grupales que nos permite ofrecer a los participantes un espacio de aprendizaje compartido y de intercambio de experiencias, que enriquece y hace m�s pr�ximo el contenido docente y proporciona, indirectamente, apoyo emocional de pertenencia a un grupo. El curso estaba financiado por la Obra Social de Sant Juan de Dios, siendo gratuito para los participantes, garantizando as� la accesibilidad universal. Participaron 15 personas, el total de plazas ofrecidas. De �stos, la mayor�a fueron familiares de las diferentes Unidades de nuestro propio

centro. El 13,3% fueron personas externas al centro, acogiendo tambi�n a nuestra comunidad m�s pr�xima. Adem�s, se ofreci� un servicio denominado "Espacio de acogida". Este servicio est� dirigido a facilitar la asistencia al programa ofreciendo un espacio de acogida para el familiar o persona a cargo con demencia y/o deterioro cognitivo y en situaci�n de dependencia, si el asistente al curso no tiene quien pueda cuidar de aquella persona durante las horas de formaci�n. Este espacio fue dirigido por una auxiliar que ofrec�a a los asistentes terapia l�dica-recreativa mientras se realizaba el curso. Finalmente el curso fue un �xito. Los familiares y/o cuidadores participantes valoraron a trav�s de un cuestionario de satisfacci�n distintos aspectos del contenido del curso as� como de su organizaci�n y estructura, obteniendo en todos puntuaciones muy altas, con una media global de 8,85. Por todo ello, en un futuro pr�ximo, volveremos a trabajar para desarrollar �ste u otros programas formativos que ayuden a los cuidadores a un mejor desempe�o de sus funciones, con un ajuste emocional adecuado y el buen conocimiento de las redes de soporte que tiene en su entorno, facilitando as� una mejor calidad de vida tanto para ellos como para las personas con demencia o deterioro cognitivo. N�ria Bayarri / Psic�loga. Coordinadora del curso

Equipo de formadores: N�ria Bayarri, psic�loga; Laura Fern�ndez, monitora; D�nia Garrido, fisioterapeuta; Rosario Mor�n, enfermera; N�ria Monell, trabajadora social; N�ria P�rez, terapeuta ocupacional; Marc Rovira, m�dico.

28

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

ZARAGOZA - HOSPITAL SAN JUAN DE DIOS Navidad en el Hospital Durante el tiempo lit�rgico de Adviento se realizaron algunas celebraciones, como preparaci�n al nacimiento de Nuestro Salvador. Tras la Solemnidad de la Inmaculada, se van encendiendo las primeras luces, se colocan los �rboles, adornos y belenes, preparados con mucha ilusi�n y creatividad por los profesionales del hospital, cada uno aporta su granito de arena, para que en todos los rincones del Hospital se respire el esp�ritu navide�o. La Navidad son d�as de regocijo, tambi�n de nostalgias... especialmente para nuestros enfermos y familiares que deben permanecer fuera de sus casas en estos d�as de fiesta. Como en a�os anteriores, el SAER SAU y Voluntariado, con la aprobaci�n y apoyo de Gerencia y Administraci�n, hemos preparado actos, lit�rgicos y l�dicos con el objetivo de llevar un toque de alegr�a y esperanza a los enfermos. El 17 de diciembre, con la excelente actuaci�n de la Coral San Juan de Dios, se ofrece el Concierto de Navidad, deleit�ndonos con hermosas piezas musicales, especialmente villancicos. El ya tradicional Festival de Navidad, se realiz� el 18 de diciembre, muy ameno para todos, especialmente para los enfermos que permanecieron en la Terraza durante toda la actuaci�n. En esta ocasi�n, como novedad, un grupo de ni�os joteros y su profesora, con sus cantos y bailes, fueron todo un fest�n; tambi�n particip� nuestra coral San Juan de Dios y un grupo de Sevillanas. Sus Majestades los Reyes Magos, adelant�ndose un poco, visitaron nuestro Hospital el 4 de enero. Recorrieron todas las Unidades del Centro llevando ilusi�n, alegr�a y un peque�o regalo a nuestros enfermos, sin olvidar la Comunidad de hermanos. Muchas gracias, a todos, que hab�is hecho posible que en nuestro hospital, se viva con gozo la Navidad. �Que Dios les bendiga!. Ana Pastor Resp.SAU y SAER / Hna. Luz Elena-SAER

Aperitivo de Navidad Este a�o, elegimos el d�a 18 de diciembre para compartir el aperitivo de Navidad con todos los profesionales del Hospital. Este encuentro nos ha permitido charlar y saludar a compa�eros que aunque los tengamos cerca, en el d�a a d�a, no siempre se puede por las obligaciones de cada uno de nosotros. Fuimos muchos lo profesionales que acudimos y todos brindamos y nos deseamos lo mejor para el 2010. CONTINUA EN LA P�G. 40

INFORMACI�N Y NOTICIAS

29


REPORTAJE

Pisos protegidos, una realidad que funciona desde hace 15 a�os.

30

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REPORTAJE

El programa de pisos con soporte es un servicio alternativo de alojamiento en la comunidad y de soporte social que pretende proporcionar la oportunidad, a personas que sufren una enfermedad mental, de poder vivir de forma independiente. Los pisos est�n ubicados en la comarca del Baix Llobregat (Barcelona) y en cada uno de ellas conviven cuatro personas con el suficiente nivel de autonom�a para gestionar, de manera bastante independiente, su d�a a d�a, pero contando con el soporte de los profesionales del programa.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

31


REPORTAJE

Los objetivos del programa son: � Ofrecer la posibilidad a personas con enfermedad mental de poder vivir en una vivienda digna y estable, y de la manera m�s independiente posible. � Ayudar a estas personas a vivir con la m�xima autonom�a y a sentirse ciudadanos de pleno derecho. � Fomentar que los usuarios puedan realizarse a nivel personal as� como mejorar su calidad de vida. � Reducir la estigmatizaci�n de las personas con enfermedad mental ofreciendo una vivienda integrada en la comunidad. � Colaborar en el proceso rehabilitador de las personas con enfermedad mental. Los pisos con soporte son recursos residenciales adelantados que se ubican dentro de la red social y el modelo del continuum residencial, el cual entiende que los diferentes recursos de alojamiento est�n en relaci�n con el nivel de autonom�a que tiene el usuario; as� pues, las personas que se vinculan a un hogar con soporte han de realizar un progreso en cuanto a sus capacidades para vivir de manera aut�noma. La mayor parte de las personas que viven en pisos con soporte est�n tambi�n vinculadas a dispositivos comunitarios, ya sean de rehabilitaci�n psicosocial, de inserci�n laboral o de ocio, de manera que se intenta atender

de manera lo m�s integral posible las necesidades de las personas con enfermedad mental. El programa consta de un educador social a 40 horas y un psic�logo a 10 horas que dan un soporte flexible a cada piso, en funci�n de las necesidades de los usuarios que viven y de las situaciones; aun as� se da una atenci�n las 24 horas del d�a mediante un tel�fono m�vil de urgencias. Desde el programa se entiende que los profesionales son un instrumento facilitador del soporte que los usuarios pueden necesitar en el piso y que favorecen la participaci�n activa de �stos. Esta intervenci�n integral, junto con los programas rehabilitadores (PIRR) que se llevan a cabo en los Servicios de Rehabilitaci�n Comunitaria (SRC), est�n enfocados a mantener y potenciar las herramientas necesarias para la gesti�n de las actividades de la vida diaria y a fin de que puedan llevar una vida con el m�ximo de autonom�a, contemplando las siguientes �reas: � Las necesidades del usuario a nivel individual: capacidades/d�ficits. � Las necesidades como miembro de un grupo de convivencia. � El usuario en relaci�n a su propia familia. � El usuario en relaci�n en su entorno/comunidad. Por tanto, la coordinaci�n entre los profesionales del equipo de los pisos con soporte y los profesionales

F. ARCHIVO

32

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REPORTAJE

de los Servicios de Rehabilitaci�n Comunitaria de zona, es una herramienta imprescindible para realizar una intervenci�n coordinada y conjunta para poder consensuar los objetivos y las intervenciones, y ofrecer el m�ximo soporte al usuario. Desde el programa, se ofrece soporte a las personas que viven en el hogar, a diferentes niveles, en funci�n de las necesidades y de las situaciones de cada uno: � � � � � � � � � � � � � � � � � Ayuda en el cuidado personal. Higiene -vestimenta- imagen personal. Apoyo en H�bitos Saludables (cuidado de la salud). Alimentaci�n / nutrici�n. Apoyo en la preparaci�n de la medicaci�n. Ejercicio f�sico. Gesti�n Social. Ayuda en la gesti�n del dinero. Uso del transporte. Vinculaci�n a recursos comunitarios. Gesti�n del tiempo de ocio. Organizaci�n de las tareas dom�sticas. Rotaci�n de las tareas. Organizaci�n espacios comunes. Soporte individual. Organizaci�n del espacio individual. Seguimiento visitas m�dicas-especialistas y acompa�amiento si es necesario. � Apoyo y acompa�amiento en su proyecto vital. � Soporte grupal en la convivencia. � Habilidades Sociales (HHSS)

� Percepci�n social-competencia social. � Gesti�n de conflictos. Es imprescindible acercarnos al concepto de rehabilitaci�n psicosocial para comprender la necesidad de facilitar programas de soporte a la vivienda y pisos protegidos como un derecho que tiene el usuario. Concepto rehabilitaci�n: Como sabemos, las definiciones de la rehabilitaci�n psicosocial pueden ser numerosas y muchas veces es complicado que un grupo de profesionales se ponga de acuerdo sobre su significaci�n. Pero si realizamos una aproximaci�n a definiciones m�s operativas podemos ver que la rehabilitaci�n integral de una persona con TMS (Trastorno Mental Severo) contempla todos los aspectos que afectan a la calidad de vida as� como la defensa de los derechos como ciudadano de pleno derecho. La enumeraci�n del conjunto de ayudas b�sicas que necesita una persona para alcanzar su recuperaci�n seg�n la Asociaci�n Mundial de Rehabilitaci�n Psicosocial (WAPR) y la OMS son: � Tratamiento m�dico adecuado y �ptimo. � Apoyo a la persona para que pueda tener una vida independiente. � Apoyo a las personas de la red de soporte de la persona enferma (familias). � Informaci�n sobre los derechos de los usuarios y sus familias, y de la disponibilidad de los recursos psicosociales.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

33


REPORTAJE

� � � �

Programas de apoyo en el hogar y vivienda. Programas de rehabilitaci�n ocupacional. Apoyo en las redes de inclusi�n social y de ocio. Adecuada coordinaci�n entre los sistemas, servicios y programas implicados.

Por tanto, est� consensuado a nivel internacional que proveer y apoyar los programas de vivienda es un derecho que tiene la persona.

Unas pinceladas de historia Las primeras experiencias de viviendas con soporte surgieron por una serie de hechos que permitieron su creaci�n en USA e Inglaterra. Tambi�n el descubrimiento de los f�rmacos neurol�pticos, los nuevos m�todos terap�uticos, las influencias ideol�gicas y los movimientos de cr�tica a la atenci�n hospitalaria. Se crearon casas de transici�n, hospitales de noche, residencias, hogares con soporte... y surgi� un consenso de la necesidad de poder ofrecer una gama de servicios residenciales adaptados a las diferentes necesidades de soporte. Este modelo llamado de continuum residencial implica que los pacientes puedan tener una atenci�n escalonada: � De dispositivos m�s restrictivos a menos restrictivos. � De atenci�n y supervisi�n m�s intensa a m�s espor�dica. � De mayor dependencia a menor dependencia. � De mayor a menor presencia de personal. � De dispositivos m�s especializados a m�s normalizados. El modelo catal�n se rige por la normativa actual (la Orden de BF de 20 de abril de 1998) por la que se establece el Programa de ayudas para el acceso a las viviendas con servicios comunes para personas con disminuci�n derivada de enfermedad mental y se abre convocatoria p�blica para establecer la relaci�n de las entidades colaboradoras del Programa. Sant Joan de D�u. Serveis de Salut Mental, ahora Parc Sanitari Sant Joan de D�u, es una instituci�n que siempre se ha destacado por una

prioridad de servicio hacia las personas con trastornos graves y con necesidades a nivel psicosocial; el programa de pisos con soporte ha venido a cubrir una de las necesidades b�sicas, la vivienda. El programa se puso en funcionamiento el a�o 1995, con 4 pisos de 4 plazas. En el a�o 2000 se ampli� el recurso con 2 pisos m�s, y se cerr� un piso en Cornell� que ten�amos en alquiler por problemas con los vecinos y por el mal estado de la vivienda. Actualmente se cuenta con 20 plazas (1 piso en Cornell�, 2 pisos en Viladecans, 1 en Gav� y 1 en El Prat). Tambi�n estamos a la espera de la aprobaci�n de 3 plazas de un piso en Cornell� que nos ha cedido su ayuntamiento con un alquiler bajo para viviendas de protecci�n social, (total de plazas: 12 de hombres, y si aprueban las plazas del �ltimo piso, 11 de mujeres). Hasta el a�o 2000 el personal del Centro de D�a atend�a todas las necesidades de los usuarios de los pisos. Este mismo a�o se incorpor� un monitoreducador para atender espec�ficamente a estos usuarios, lo que dio un plus de calidad al programa. Personal adscrito al programa en la actualidad: � � � � Psic�logo (10 h.) Educador (40 h.) Coordinadora (6 h.) Personal que colabora en el correcto funcionamiento del programa: - Los equipos de profesionales de los SRC participan en la atenci�n de las personas del programa, directa e indirectamente. - La Trabajadora Social tiene un papel importante en el proceso de inserci�n social y utilizaci�n de recursos comunitarios por parte de los usuarios.

Para acceder al recurso de pisos protegidos se realizan entrevistas de valoraci�n con los usuarios derivados por los diferentes servicios y por el departamento de "Acci� Social i Ciutadania" de la Generalitat de Catalu�a. En estas entrevistas participan el usuario, el psic�logo y el educador del programa de pisos protegidos, y la familia del usuario para ver su grado de implicaci�n en la decisi�n del usuario. En estas entrevistas se valora al usuario:

34

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REPORTAJE

� La estabilidad cl�nica, las razones de demanda del recurso, s�ntomas de descompensaci�n. � La autonom�a del usuario para poder hacer una vida independiente (AVD, automedicaci�n, auto-administraci�n econ�mica, grado de vinculaci�n con los servicios de salud mental). � La autonom�a para poder funcionar a nivel comunitario. � Conciencia de enfermedad mental y la necesidad de la medicaci�n. � Capacidad de contenci�n de las ansiedades y poder pedir ayuda. � Valorar la actitud del usuario para entrar en el recurso. � Necesidad de confianza en los profesionales del recurso y cumplir con las visitas de �stos. Las familias, en ocasiones, participan de esta vinculaci�n al recurso por la necesidad que sienten de que en el futuro, cuando ellos falten, los usuarios se encuentren en un recurso donde est�n bien atendidos y sea un recurso lo m�s normalizador posible. En otras ocasiones participa porque la situaci�n en casa es tensa, y despu�s de muchos a�os de enfermedad necesitan ayuda, y al conseguir esta independencia familiar se vuelven a recuperar las buenas relaciones familiares. En la mayor�a de ocasiones las relaciones familiares son inexistentes debido a las situaciones conflictivas que han pasado con el proceso de la enfermedad, pero, con la ayuda de los profesionales, el hecho de la estabilidad cl�nica y la vida independiente en un piso protegido, se vuelvan a recuperar las relaciones familiares con la tranquilidad de que el usuario tiene su propio plan de vida. La puesta en marcha de un piso es un momento delicado, ya que en funci�n de c�mo iniciemos la relaci�n con los vecinos podemos ser rechazados. Normalmente informamos a los vecinos cuando los usuarios ya llevan un tiempo viviendo all�, despu�s nos presentamos al presidente de la comunidad y amablemente les informamos que a nivel de decisiones de escalera no tendr�n ning�n problema y como no podremos asistir a las reuniones, estaremos de acuerdo con lo que decida la mayor�a. Normalmente nos preguntan qu� tipo de

personas son las que est�n viviendo en el piso, intentamos dar la m�nima informaci�n. En un principio se sienten desconfiados, pero con el paso del tiempo esta desconfianza se torna en preocupaci�n y en buenas relaciones con los usuarios, incluso llegando a agradecer al educador el trabajo que estamos haciendo con ellos. Puntos fuertes del programa: � Posibilidad de ofrecer un recurso psicosocial de vivienda normalizado. � Alta satisfacci�n de los usuarios.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

35


REPORTAJE

� Alta satisfacci�n de las familias. � Posibilidad de construir una red social m�s normalizada. � Aumento de la autonom�a de los usuarios. � Mejora de las relaciones familiares. � Relaci�n pr�xima y de complicidad con los profesionales de apoyo al programa. � Aumento de la autoestima. � Posibilidad de frenar procesos de puerta giratoria. � Circuito de atenci�n �nico. � Apoyo institucional.

Los pisos Marcos es educador social y es la persona que vela, de manera directa, por las personas que viven en los pisos tutelados. Desde el a�o 2000 su trabajo diario gira en torno a este grupo de personas que, a pesar de su enfermedad mental viven de manera aut�noma en pisos compartidos. Su entusiasmo y profesionalidad se ven reflejados en la forma de explicar su d�a a d�a y por su forma de hablar con las personas que viven en los pisos. Toda su jornada laboral est� dedicada a ellas: la distribuci�n del dinero que perciben de pensi�n, acompa�arles a la visita del m�dico cuando la situaci�n lo requiera, hacer el seguimiento de las tareas de casa, ayudar a solucionar problemas cotidianos, arbitrar aquellos peque�os conflictos derivados de la convivencia, recoger sus peticiones, ayudar a organizarse... Marcos, el educador social.

En cualquier momento le pueden localizar a trav�s del m�vil; a pesar de esta facilidad, precisa que solo recibe llamadas realmente necesarias y urgentes. Cuando esta personas, al cabo de alg�n tiempo, porque se han hecho mayores o por alguna otra circunstancia, tienen alguna dificultad para vivir de manera independiente en los pisos, se busca, entre la oferta existente en aquel momento, el recurso m�s adecuado y que normalmente son residencias donde se les cuida las 24 horas del d�a. "Es un trabajo que me satisface, me llena mucho y me da m�s de lo que les doy a ellos. Es gratificante". A petici�n de I y N, con Marcos visitamos un par de pisos, uno en Gav� y otro en Viladecans. Estos pisos forman parte de un programa que cubre la necesidad de vivienda para personas con problemas de salud mental, junto a residencias para personas dependientes. Llegamos a Gav�, llamamos al timbre y justo al entrar, Chema, �ngel, Paco y Miguel �ngel nos esperaban en el comedor donde, delante del sof�, hab�an colocado dos sillas para nosotros. Nos esperaban. Chema es el que lleva m�s tiempo viviendo all�, 10 a�os, es el veterano del piso; �ngel, 4 a�os; Miguel �ngel, 7 a�os; Paco lleva solo 3 meses, pero se le ve muy integrado en el grupo. Su procedencia es diversa: del domicilio familiar, procedentes del hospital o viv�an solos. �Qu� supuso para vosotros venir a vivir aqu�? - Yo prefiero tener compa��a que vivir solo. - Cuando estaba en el hospital me ofrecieron esta oportunidad y aqu� estoy. - Por problemas familiares me propusieron vivir en un piso. - Cuando vives solo, das vueltas a las cosas y llegas a pensar incluso en el suicidio. Tambi�n pesa el tema econ�mico: luz, agua, gas, electricidad, escalera... que los pagaba, y no me quedaba apenas para comer y para fumar, los que somos fumadores. Y el d�a a d�a, �c�mo es aqu�? - Voy a la Biblioteca de usuarios del Hospital a ordenar, hacer fichas, los pr�stamos de libros, etc. - Yo leo, escribo... estoy en el cap�tulo 10 de mi primera novela y no s� c�mo va a acabar, me

36

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REPORTAJE

lo estoy pasando genial. Parece como si hubiera encontrado mi verdadera vocaci�n: escribir, narrar, hacer di�logos entre personajes... y as� ando. Antes, fui a la escuela de adultos para convalidar el graduado escolar, iba a repasar. A clases de guitarra y de ingl�s con Chema en el Centro de D�a de Viladecans. - Yo estoy muy interesado en estudiar qu�mica, quiz� he puesto el list�n muy alto, pero no tengo ninguna prisa. Me gusta mucho el mar y tengo el t�tulo de patr�n de yate. Participo de las actividades del Centro de D�a. - Los martes participo en el taller de mu�ecos de Acci�n Solidaria que hacemos para el Hospital infantil San Juan de Dios (I y N 207); adem�s, como hab�a trabajado en jardiner�a en el Hospital durante 4 a�os, tambi�n dentro de Acci�n Solidaria, me propusieron arreglar el jard�n que hay debajo del Centro de D�a y que estaba un poco descuidado. El trabajo de la casa se lo reparten por zonas: cocina, ba�os, comedor, pasillos y galer�a. Cada cual se ocupa de un espacio durante 4 meses y despu�s cambian. Como a unos se les da mejor una cosa que otra, hab�an propuesto a Marcos no cambiar de actividad y que cada cual hiciera aquello por lo que estaba mejor dotado. Pero Marcos, con el buen criterio que le caracteriza, les hizo caer en la cuenta de que si ruedan por las distintas zonas valorar�n lo que cuesta hacer la limpieza de algunos espacios y tendr�n cuidado de dejar las cosas ordenadas y as� facilitar el trabajo de todos.

En cuanto a la compra y a la comida, cada cual se hace la suya. "Es muy personal -comentan- cada uno tiene sus gustos, tenemos distintos horarios. Alguna comida conjunta en momentos puntuales, s� que la hacemos. Paco hizo un rustido para todos en Nochebuena y Fin de a�o". Y la convivencia �c�mo la llev�is? - Lo vamos sobrellevando. Todos conocen nuestro espacio y las dificultades que tenemos; Paco todav�a nos va conociendo porque hace poco que vive con nosotros. En l�neas generales bien, a veces hay alg�n percance, entre comillas, pero se soluciona y si no conseguimos solucionarlo, Marcos nos ayuda, pero casi siempre lo hacemos nosotros. Con la televisi�n no tenemos problemas, al que m�s le gusta es al Chema; yo la veo poco, lo que no me pierdo nunca es el tiempo -"�y la Bolsa!" dicen los dem�s a coro-, bueno s�, porqueme hab�is viciado vosotros. A veces vemos el telenoticias juntos, alguna pel�cula alquilada o las que tengo yo. Alguno tiene televisor en su habitaci�n. �Os sent�s integrados en el barrio? - Yo me siento muy bien, tengo algunas amistades, algunas del bloque, y me llevo muy bien con ellas. - Yo las amistades que tengo son principalmente del hospital, de Creu dels Molers, as� como de otros pisos compartidos. Del barrio, no muchos.

Chema, �ngel, Miguel �ngel y Paco.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

37


REPORTAJE

- Todo depende de las horas que estamos en el barrio. Conocidos, muchos. �Particip�is en actividades en el barrio? - Voy a la piscina -dice Chema- 2 � 3 veces por semana, hoy no porque hace fr�o. El CAP lo tienen al lado, el CSM (Centro de Salud Mental) muy cerca, la farmacia en la esquina, para comprar lo tienen muy f�cil en el mismo barrio. - Cuando vine aqu� y lo vi todo tan concentrado, tan cerca, flip�. Te da m�s tiempo para hacer otras cosas, pero tiene una desventaja: te quita tiempo de saborear el paseo. - Una cosa que no hay en Gav� son espacios p�blicos donde puedas jugar a pelota, con alguna canasta, una porter�a... son todo polideportivos donde hay que pagar. En otras poblaciones, incluso en la misma playa, tienen esta posibilidad. Lo sustituyo yendo a andar para hacer salud. �Cambiar�ais algo para mejorar o har�ais alguna propuesta? No surgen peticiones extraordinarias, se sienten a gusto y dicen tener todas las necesidades cubiertas. - Yo pedir�a una estanter�a para libros. - Me las apa�o como puedo para guardar mis casi 600 CD's en la habitaci�n. No les gusta guardar sus cosas en el mueble del comedor donde todav�a queda espacio. Sus libros, sus CD's, sus cosas m�s personales prefieren tenerlas en su espacio, en su habitaci�n. Contentos de la visita, me muestran el resto del piso. Un peque�o privilegio: la terraza del comedor da a un parque. Nos dirigimos a Viladecans. De las cuatro

mujeres que viven el piso solo est�n 3, Vicky est� trabajando en la lavander�a del Hospital y llegar� tarde. Es un piso sin grandes vistas, pero donde el toque femenino le da calidez. Teresa y Carmen nos esperaban en el comedor y Paqui estaba limpiando los fogones, pero al llegar lo dej� todo para atendernos. Teresa es la veterana, lleva 15 a�os en el piso, desde la puesta en marcha de este servicio. Problemas familiares y de salud se le convirtieron en un "castillo" como nos cuenta, no pudo superarlo y se puso enferma. Despu�s de m�s de un a�o de estar ingresada en el Hospital le ofrecieron ir al piso y aqu� est�. �C�mo te sientes aqu�? - Los primeros a�os iba a la lavander�a, despu�s iba a ver a mis hijos, a hacerles la cena, a cuidarlos porque eran peque�os, pero ya hace unos cuantos a�os que no lo hago, ya son mayores. Y durante el d�a �qu� haces? - Hoy he ido al Centro de D�a a preparar la medicaci�n y he asistido a la sesi�n de "Caf� y noticias". Ayer domingo sal� con Paqui y Carmen. Carmen nos explica que sus padres son mayores: - Mi madre est� en una residencia y mi padre cada poco est� ingresado. Hace a�os, suspend� el examen de conducir, me qued� muy tocada y mi hermana me ingres� en el psiqui�trico. Despu�s estuve yendo al Centro de D�a y ahora hace 4 a�os que estoy en el piso. El ambiente familiar me agobiaba, quer�a salir de casa, me daba igual estar en cualquier sitio. Aqu� estoy muy bien con ellas aunque a veces echo de menos a mis padres, pero les voy a ver y les ayudo, tanto a mi

Paqui, Carmen y Teresa.

38

INFORMACI�N Y NOTICIAS


REPORTAJE

madre que est� en una residencia como a mi padre. - Yo no me llevaba bien con mis padres -nos explica Paqui- y me fui a vivir a una pensi�n. Antes hab�a estado yendo al Centro de D�a de Cerdanyola. All� fue donde me inform� de la existencia de los pisos. Como el dinero que cobraba se me iba todo en pagar la pensi�n, todos los d�as com�a bocadillos, hasta que al cabo de un tiempo me asignaron este piso y en abril ya har� 10 a�os. �C�mo es vuestro d�a a d�a? - Yo voy al Centro de D�a. - Estuve yendo a la Escuela de adultos para sacarme el graduado escolar. Tambi�n estoy pendiente de mis padres. - Yo cada d�a voy a la lavander�a del hospital. Con Vicky, la otra compa�era del piso, cogemos el autob�s y de 10 a 12:30 estoy all�. Despu�s vengo a casa y si tengo que comprar algo, lo hago de camino o salgo por la tarde. Vamos en autob�s y tenemos la tarjeta rosa de todo el a�o. Como con los a�os ha ido mejorando la relaci�n con mi padre, una vez al mes voy a verle, incluso paso las Navidades y las vacaciones con �l- nos explica contenta. - Dos veces a la semana hacemos la faena de casa: ba�o, cocina, comedor y pasillo, y nos vamos turnando y la habitaci�n se la hace cada una. Para comer cada una se compra lo suyo y se lo cocina. - Esta semana me toca limpiar la cocina, pero no lo har� hasta el jueves porque se me ha terminado el desengrasante. �Nunca hac�is una comida juntas? - A veces compramos cosas compartidas y alguna vez hacemos alguna comida para todas. Esto quiere decir que la convivencia es buena... - S�, nos llevamos muy bien. A veces nosotras tres salimos juntas a tomar algo, al cine... Paqui, con su personal gracejo, nos comenta que ahora van menos al cine "como est� la econom�a..." Y con el barrio... - S� que me relaciono con algunas personas que viven cerca. - Yo, a los vecinos, cuando los veo les saludo y luego con una chica que tambi�n va al Centro de D�a y que vive un poco m�s arriba.

- Cuando mi hijo mayor viene los viernes, vamos al bar de aqu� delante que ya me conocen y atienden muy bien, es econ�mico; a la peluquer�a de aqu� delante. A veces, cuando mi hijo viene los viernes, sube a comer al piso y a veces voy yo a verles. - Para comprar lo tenemos todo cerca, ning�n problema, todo lo tenemos muy a mano. Lo que tenemos m�s lejos es el CSM, pero no mucho, vamos haciendo un paseo. �Cambiar�ais la forma de funcionar o necesit�is algo m�s de lo que ten�is? - No cambiar�amos nada y cuando necesitamos algo, nos lo trae Marcos. - No nos falta nada y estamos bien. Yo me siento muy a gusto. - Est� bien como funciona todo. �Lo dec�s porque lo pregunto yo o es de verdad?, dice Marcos - No, yo no veo que falte nada, la forma de repartirnos la faena est� bien, la distribuci�n de las lavadoras, tambi�n, cada una tiene su d�a. Vamos a comprar los jueves. Por cierto, la lavadora deja la ropa muy bien. - A m� tambi�n me parece bien, pero lo de la antena de la tele... que no s� porque la quiero porque me quedo dormida enseguida, pero con la antena pronto no veremos nada. - Puestas a pedir... a ver cuando nos traen una tele nueva. Pues cuando no funcione -les responde Marcos-, entonces ya se pensar� en algo m�s moderno. En estos momentos es una petici�n com�n en los pisos. - Tenemos de todo, estamos contentas. Y se les nota. Tanto ellos como ellas nos abrieron su casa y nos han dado la oportunidad de conocer esta realidad, una realidad que funciona. Con la colaboraci�n inestimable de: Oti Arenas. Coordinadora Marco Antonio �lvarez. Educador Social (FOT. MARIA PALAU) Maria Palau i Padr�

INFORMACI�N Y NOTICIAS

39


CENTROS

VIENE DE LA P�G. 29 Chocolatada El d�a 19 de diciembre, fue el d�a elegido este a�o para traer a nuestro ni�os al Hospital (hijos, nietos, sobrinos) con la �nica pretensi�n de que se diviertan y mantengan la ilusi�n de esos a�os tan bonitos. Ese d�a, ellos son los maestros, son los que nos hacen ver que a pesar de que la vida puede ser muy dura, tambi�n puede ser tan bonita como ellos la ven; llena de ilusi�n por ver al Rey Mago que le trae su regalo, divertida como sus dibujos y muy dulce como el chocolate. La fiesta se celebr� en la Terraza Cubierta y como en otras ocasiones promovida por nuestros profesionales. Milagros G�mez / Secretaria de Direcci�n

PALMA - HOSPITAL SANT JOAN DE D�U l Equipo de Atenci�n Psicosocial del Hospital Sant Joan de D�u de Palma, conocido como EAPS, naci� a finales de 2008 en el contexto del Programa para la Atenci�n Psicosocial a pacientes con enfermedades avanzadas y sus familias, que promueve y financia la Fundaci�n Obra Social de La Caixa y en la que el Hospital Sant Joan de D�u de Palma participa junto con otros 7 hospitales de la Orden. El programa se implementa en todo el territorio nacional con un total de 30 equipos. El objetivo principal de este programa est� orientado a facilitar y acompa�ar a los enfermos y sus familias en el dif�cil proceso de afrontar el final de la vida, tratando de paliar su sufrimiento, antes, durante y despu�s del proceso. La actividad se basa en tres pilares fundamentales que son: el apoyo psicosocial del paciente y su familia, la atenci�n al duelo y el soporte emocional a los equipos de cuidados paliativos. El EAPS de Palma est� compuesto por cinco miembros, con funciones y dedicaci�n compartidas con otras actividades del hospital. El Dr. Nicol�s Flaquer Terrasa, m�dico geriatra y coordinador asistencial del hospital, es el director de este equipo. Blanca Orta, responsable de trabajo social; Maria Isabel Adrover, neuropsic�loga; Pere Ribot, sacerdote franciscano, m�ster en counseling y especialista en duelo, y Margarita Covas, psic�loga cl�nica. Estos profesionales han recibido formaci�n espec�fica de posgrado, impartida por la Univer-

E

sidad Abad Oliva que les capacita para ofrecer la mejor atenci�n. El hospital ha habilitado una unidad espec�fica para esta actividad, en un lugar apartado del bullicio hospitalario, donde la paz y la serenidad de su ubicaci�n, junto con la sencillez de un mobiliario di�fano y acogedor, permiten que su equipo trabaje con calor humano y profesionalidad. Consta de cinco despachos, una sala de espera y una sala de reuniones. El Hospital Sant Joan de D�u y su equipo EAPS de Palma de Mallorca, colabora con otros hospitales e instituciones y est� en v�as de aumentar el n�mero de alianzas. Durante el primer a�o de actividad, este equipo ha atendido a 127 pacientes, a 272 familiares y se ha ofrecido soporte a 12 equipos. Se han realizado 1.440 intervenciones de apoyo emocional y 400 de atenci�n al duelo. Marga Covas

40

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

SANT BOI - PARC SANITARI SANT JOAN DE D�U

INFORMACI�N Y NOTICIAS

41


CENTROS

I Jornadas de �tica y Derecho en Psiquiatr�a III Jornadas de Psiquiatr�a Legal y Forense Los d�as 19 y 20 de noviembre pasado, se realizaron las IV Jornadas de �tica y Derecho en Psiquiatr�a, y III Jornadas de Psiquiatr�a Legal y Forense, en el Centro de Estudios Jur�dicos y Formaci�n Especializada de Barcelona, con el tema "Enfermedad mental y medidas de seguridad: teor�a y pr�ctica". Desde el Comit� de �tica Asistencial del Parc Sanitari Sant Joan de D�u organizamos, cada dos a�os, unas jornadas donde se pretende estimular el debate �tico entre la psiquiatr�a y el derecho. En esta ocasi�n, juntamente con el grupo de Psiquiatr�a Legal y Forense, se ha querido consensuar un modelo global para la atenci�n y ejecuci�n de las medidas de seguridad dirigidas a las personas con Trastorno Mental Grave que han cometido un delito. Previamente a la realizaci�n de las jornadas, el mi�rcoles 18, se realizaron cuatro talleres de expertos con la intenci�n de reflexionar una serie de cuestiones b�sicas sobre las medidas de seguridad y poder extraer unas conclusiones que se expusieron al final de las jornadas. Los talleres fueron promovidos y coordinados, en su mayor�a, por miembros del Comit� Cient�fico. - El Taller I trat� de "Instrumentos y procedimientos para la evaluaci�n y gesti�n del riesgo". Lo coordinaron C�sar Garc�a D�ez y Francesc P�rez Arnau, y la secretar�a estuvo a cargo de Manuela Moreno R�os. - El Taller II trat� sobre "Medidas de seguridad y medidas terap�uticas en las alteraciones conductuales dif�cilmente tratables o socialmente problem�ticas o refractarias" Coordinado por �lvaro Muro y la secretar�a por Luisa Peleteiro. - El Taller III trat� sobre "La situaci�n de poblaciones especialmente vulnerables y no bien atendidas o desprotegidas en el sistema de Medidas de Seguridad". Coordinado por Vicen� Tort y Rafael Guerrero. - El Taller IV trat� sobre el "Proceso de tratamiento y seguimiento ambulatorio en las Medidas de Seguridad no privativas de libertad". Coordinado por Josep Ramos y Pilar Casaus y la secretar�a por In�s Cots.

Las jornadas fueron inauguradas por la Hble. Sra. Montserrat Tura, Consellera de Just�cia de la Generalitat de Catalunya, el Sr. Enric Mangas, Director General del Parc Sanitari Sant Joan de D�u y la Sra. Roser Bach, Directora del Centre d'Estudis Jur�dics. La conferencia inaugural de las jornadas presentada por el Dr. Sabel Gabald�n, estuvo a cargo del Sr. Josep Ramoneda con el t�tulo "La sociedad occidental, entre la libertad y la seguridad. �Hacia d�nde vamos?" en la que realiza un repaso hist�rico donde explica por qu� estamos en la actualidad, en un mundo donde ha aumentado la percepci�n de inseguridad, aliment�ndose el miedo intr�nseco que desde siempre padece el g�nero humano. Se realizaron tres mesas redondas: - La Mesa I "Fundamentos �ticos y jur�dicos de las Medidas de Seguridad" moderada por la Sra. N�ria Terribas y participaron en ella la Excma. y Mgdca. Sra. Esther Jim�nez-Salinas, el Ilmo. Sr. Santiago Vidal y el Ilmo. Sr. Jos� Antonio Rodr�guez. - La Mesa II "Modelos asistenciales en la atenci�n a las personas con Trastorno Mental y Medidas de Seguridad", moderada por el Dr. Vicen� Tort y en la que expusieron los distintos modelos, el Prof. John Gunn (modelo brit�nico), Prof. Norbert Nedopil (modelo alem�n) y el Dr. Francesc P�rez Arnau (modelo catal�n). - La Mesa III "La pr�ctica profesional en las Medidas de Seguridad en Catalu�a", moderada por el Dr. Enric Vicens, participaron el Ilmo. Sr. Pablo G�mez-Escolar, la Dra. Pilar Casaus, la Dra. Montserrat Vilella, la Sra. Rosal�a de la Cruz y el Dr. �lvaro Muro. El Comit� Cient�fico realiz� una ponencia de s�ntesis que present� el Dr. P�rez Arnau y expuso el Sr. Marc Cer�n, sobre "Las Medidas de Seguridad en Catalunya, motivadas por problem�ticas de salud mental, de toxicoman�as y de discapacidad intelectual". Al finalizar se present� una s�ntesis de las jornadas a cargo del Dr. Francesc P�rez Arnau y conclusiones de los talleres de expertos por la Sra. In�s Cots. Como se�ala el Comit� Cient�fico en su po-

42

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CENTROS

nencia de s�ntesis, se enfatiz� la necesidad de interrelaci�n entre los diferentes �mbitos intervinientes y acci�n interdisciplinar de los agentes implicados (�mbitos judicial, sanitario, legal y de dependencia y comunitario), y se abre un amplio abanico de retos como el uso compartido de la informaci�n, el compartir un modelo, la necesidad de poner en marcha circuitos �giles y �mbitos de mejora en enfatizar lo terap�utico frente a lo punitivo, establecer un sistema de valoraci�n del riesgo y necesidades homog�neo y avalado por los diferentes agentes, incrementar las garant�as de valoraci�n psicopatol�gicas forenses a nivel presencial y durante el proceso de ejecuci�n, garantizar la adecuaci�n diagn�stica del paciente al perfil tipo del recurso, aprovechamiento del potencial que pueden aportar otros modelos de intervenci�n y la formaci�n espec�fica en el campo de la Salud Mental, y evitar la adopci�n de actitudes estigmatizantes entre los propios equipos encargados de la atenci�n y del seguimiento de la poblaci�n, basados siempre en prejuicios. El Hermano Miguel Mart�n clausur� unas jornadas que resultaron muy satisfactorias, destac�ndose una alta calidad de las aportaciones de los ponentes y de los asistentes a las mismas. El contenido de las ponencias puede consultar-

se en http://sjd-ssm.com donde se localiza el link de las jornadas de �tica y psiquiatr�a legal y forense. In�s Cots / Comit� Organizador Miembro CEA Parc Sanitari Sant Joan de D�u

Un buen trabajo del Centro Ocupacional Sant Jordi Los colaboradores del Parc Sanitari Sant Joan de D�u (Sant Boi de Llobregat) recibimos por Navidad la felicitaci�n institucional. Este a�o estuvo confeccionada por los chicos y chicas del Centro Ocupacional Sant Jordi. Adjuntamos fotograf�as del proceso que siguieron para su realizaci�n. (p�gina 41). Ha sido un verdadero trabajo de creaci�n y buen gusto que merece nuestra m�s sincera felicitaci�n a monitores y usuarios. IyN

CARABANCHEL - FUNDACI�N INSTITUTO SAN JOS� Primeras Jornadas Cient�ficas sobre Da�o Cerebral Irreversible "VIVIR SIN VIVIR" La Fundaci�n Instituto San Jos� celebr� las Primeras Jornadas Cient�ficas sobre Da�o Cerebral Irreversible VIVIR SIN VIVIR, en colaboraci�n con la Obra Social de la Caixa, los d�as 13 y 14 de enero de 2010, en CaixaForum Madrid. Hace algo m�s de 10 a�os, la Fundaci�n Instituto San Jos� recibi� la oferta de atender a Sergio, un ni�o de 12 a�os, en situaci�n de estado vegetativo permanente a consecuencia de severas complicaciones durante el parto, que se hallaba ingresado desde su dificultoso nacimiento en la Unidad de Vigilancia Intensiva del Hospital 12 de Octubre. Para atenderle a �l y a otros pacientes de caracter�sticas similares, se habilit� una di�fana sala, r�plica de una UCI aunque solo coincid�an en la necesidad de garantizar un control visual de los pacientes. Esa sala, con capacidad inicial para 10 pacientes, enseguida se llen�. Parec�a dif�cil entonces pensar que la idea de crear una Unidad monogr�fica dedicada a la atenci�n espec�fica de pacientes con da�os cerebrales severos e irreversibles fuera a tener futuro, m�xime cuando el �nfasis del trabajo de la Unidad presentaba dos focos, cuando menos

INFORMACI�N Y NOTICIAS

43


CENTROS

"at�picos": ofrecer a los pacientes unos cuidados de la m�xima calidad orientados a preservar su dignidad como persona y crear un modelo de trabajo interdisciplinar dirigido a apoyar a las familias que les hab�a tocado sufrir esa desdicha. Con el paso de los a�os, no solo nuestra apuesta se ha consolidado sino que la unidad ha ido creciendo para dar respuesta a la creciente demanda. Los m�s de 130 pacientes atendidos en este tiempo y el acompa�amiento ofrecido a sus familiares nos han dotado de gran experiencia y solidez. Hemos ido adapt�ndonos y mejorando, estableciendo un modelo de atenci�n que ha servido de inspiraci�n a otras unidades en otros centros de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios y del sistema sanitario espa�ol e internacional. Hemos llegado a los diez a�os de vida cuidando, actualmente a 43 pacientes y sus familias y sinti�ndonos m�s motivados aun que cuando iniciamos nuestra andadura. El Servicio Madrile�o de Salud, parece que haya querido regalarnos en nuestro aniversario con la firma de un convenio que reconoce a nuestra unidad personalidad propia. Hemos querido conmemorar este d�cimo aniversario con la celebraci�n de estas jornadas VIVIR SIN VIVIR, organizadas por la Fundaci�n Instituto San Jos� de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, gracias al apoyo y financiaci�n de la Obra Social "La Caixa", otros patrocinadores y el respaldo de Sociedades Cient�ficas como las Sociedad Espa�ola de Neurolog�a, la

Sociedad Espa�ola de Cuidados Paliativos y la Asociaci�n Madrile�a de Cuidados Paliativos, de la Consejer�a de Sanidad de Madrid y de FEDACE (Federaci�n Espa�ola de Da�o Cerebral). Los objetivos que se persegu�an eran: - Favorecer el conocimiento del Da�o Cerebral por parte de la poblaci�n en general, y de los profesionales sanitarios en particular; - Incentivar el intercambio de experiencias; - Fomentar la investigaci�n en este campo a nivel nacional que promuevan y coordinen las actividades necesarias para mejorar el abordaje de la enfermedad; - Homenajear a todos los profesionales, a los pacientes que sufren Da�o Cerebral Irreversible y a sus familias. Las jornadas estaban dirigidas a profesionales de la salud, familiares de pacientes afectados por esta patolog�a y otras personas interesadas. El programa se articul� en mesas redondas, conferencias magistrales y talleres contando con destacados especialistas en los aspectos m�dico asistenciales, �ticos, entorno familiar, investigaci�n y formaci�n, todos ellos �reas relevantes en el Da�o Cerebral Irreversible. La Conferencia Inaugural a cargo del Dr. John Whyte, Director del Moss Rehabilitation Research Institute de Pensilvania en EEUU, vers� sobre las Alteraciones de la Conciencia: Situaci�n actual

INSTITUCI� �LA MIRANDA� CENTRE DOCENT Educaci� infantil, Prim�ria, E.S.O. i Batxillerat TRASPORT ESCOLAR I MITJA PENSI� / PLACES LIMITADES Horari: Educaci� Infantil, Prim�ria , E.S.O. i Batxillerat: de les 9 del mat� a les 5 de la tarda. 2n de Batxillerat: 8h. del mat� a 14:10 del migdia EL CENTRE DISPOSA, AM�S, DE: Menjador escolar amb cuina pr�pia Gimn�s Piscina coberta climatitzada Biblioteca Laboratori Sala d'art Poliesportiu Camps de joc Parc infantil Jardins

44

INFORMACI�N Y NOTICIAS

INSTITUCI� �LA MIRANDA� C/. Canig�, 15 / 08960 SANT JUST DESVERN


CENTROS

y potencial futuro, haciendo hincapi� en la gran importancia del diagn�stico correcto y las diferentes opciones de tratamiento y de pron�stico de recuperaci�n en funci�n del diagn�stico y del tiempo transcurrido. Desde la Oficina del Defensor del Pueblo, se ofrecieron reflexiones y conclusiones en el campo del Da�o Cerebral Sobrevenido (D. Fernando Benito). Continuamos exponiendo c�mo abordar todas las necesidades de los pacientes y sus familias: criterios y estrategias de rehabilitaci�n en los pacientes con buen pron�stico de recuperaci�n (Dr. Lu�s Gangoiti), abordaje de los trastornos conductuales (Dr. Fernando L�zaro), planificaci�n asistencial de los pacientes en estado vegetativo permanente (Dr. Manuel Nicol�s), intervenci�n psicol�gica (D� M� Jes�s Elvira), intervenci�n social (D. Rafael Vidaurreta), intervenci�n espiritual (Hna. Fanny Pati�o), aspectos legales (Ilmo. Sr. Juan Bon�). Reflexiones �ticas ante el cuidado del enfermo con Da�o Cerebral (D. Rafael Vidaurreta y el Dr. Jacinto Batiz). El cineasta Antoni Verdaguer ofreci� el preestreno de la pel�cula sobre el Estado vegetativo Permanente: "Morir sin Morir", como elemento de cuestionamiento y debate. Todos los miembros del equipo de la unidad de Da�o cerebral Irreversible de nuestro Centro contaron su experiencia y actividad asistencial en otra de las mesas.

La descripci�n de distintos modelos asistenciales y los aspectos de formaci�n e investigaci�n en el Da�o Cerebral ocuparon la �ltima jornada, con la intervenci�n de profesionales de distintos hospitales de la Orden Hospitalaria (Dr. Jordi Valls, D� M�nica Trivi�o), de la presidenta de la Federaci�n espa�ola de asociaciones de familiares de enfermos con da�o cerebral (FEDACE), y de destacados miembros de sociedades cient�ficas (Dr. Salvador Mart�nez, Dr. Jordi Mat�as-Guiu, Dr. Eduardo Mart�nez, Dr. Emilio Vargas) D�. Maria Pau Catal�n, Coordinadora del Programa para la Atenci�n Integral a pacientes con enfermedades avanzadas y sus familiares de la Obra Social "La Caixa" expuso los resultados del primer a�o de funcionamiento del ambicioso y novedoso programa de la Obra Social de La Caixa. El cierre magistral de estas gratificantes Jornadas corri� a cargo del Dr. Crist�bal Pera, Catedr�tico em�rito de Cirug�a de la Universidad de Barcelona y miembro de Honor del Royal College of Surgeons of England, con su conferencia: "Lenguaje, consciencia y condici�n humana". Dr. Edelio Blanco / Unidad de Da�o Cerebral

SERVILLETAS Y MANTELES DE PAPEL (Todas las medidas) Servilletas: Pl�stico: Bolsas de basura vasos y platos

Aluminio:

Higiene industrial: Papel higi�nico, celulosa indutrial, Aluminio industrial, P.V.C. , Saco industrial Jos� Anselmo Clav�, 53 Tels. 93 371 28 38 93 371 61 96 Fax. 93 371 55 08 ESPLUGUES DE LLOBREGAT (Barcelona) Delegaci�n: MADRID Jos� M�. Pem�n, 38 Tel. 91 471 35 85 91 471 40 68


VOLUNTARIADO

HOSPITAL SAN JUAN DE DIOS DE PAMPLONA �IMPL�CATE EN LA PROMOCI�N DEL AGUA POTABLE COMO HERRAMIENTA DE DESARROLLO EN PA�SES EMPOBRECIDOS! El d�a 11 de diciembre, Juan Ciudad ONGD de Navarra organiz� una jornada para presentar la campa�a �Impl�cate en la promoci�n del agua potable como herramienta de desarrollo en pa�ses empobrecidos! La campa�a, financiada por el Gobierno de Navarra se program� con la finalidad de concienciar y sensibilizar a la poblaci�n Navarra sobre la falta de agua potable en los pa�ses en desarrollo as� como las consecuencias y problemas que ello acarrea. La jornada se desarroll� en el Civivox Condestable de Pamplona. La Delegada de Juan Ciudad ONGD en Navarra M� �ngeles Zabalza, inici� la sesi�n agradeciendo la presencia de D�a. Marta �lvarez, Directora General de Asuntos Sociales y Cooperaci�n al Desarrollo del Gobierno de Navarra, de Don Javier Lorente, Concejal de Bienestar Social y Cooperaci�n al Desarrollo del Ayuntamiento de Pamplona, de los ponentes Dr. Rogelio L�pez V�lez, responsable de la Unidad de Medicina Tropical y Parasitolog�a Cl�nica del Servicio de Enfermedades Infecciosas del Hospital Ram�n y Cajal de Madrid y a Manuel L�pez V�lez Licenciado en Ciencias Ambientales; el agradecimiento se hizo tambi�n extensivo a los asistentes a la jornada. En la ponencia "Agua, enfermedades y desarrollo" los ponentes, el Dr. Rogelio L�pez V�lez y Don Manuel L�pez V�lez, expusieron la alarmante relaci�n entre aguas contaminadas, enfermedades y subdesarrollo, y plantearon los conceptos de mayor inter�s y relevancia en relaci�n al acceso al agua de calidad y a las redes de saneamiento de la poblaci�n en pa�ses con escasos recursos econ�micos, en los que se producen un mill�n y medio de muertes al a�o causadas por la diarrea. Clausur� la Jornada Don Javier Lorente Concejal del Ayuntamiento de Pamplona. Adem�s, como parte de la campa�a, el d�a 2 de diciembre se inaugur� la exposici�n "Agua, fuente de vida y desarrollo" que hasta el d�a 12 de diciembre se pudo visitar en las instalaciones del Civivox Condestable. Esta exposici�n se ha mostrado por primera vez en Pamplona, para dar a conocer c�mo el agua potable puede transformar la vida de comunidades pobres de los pa�ses en desarrollo. Pilar Ederra

F. RAMON CASAL

46

INFORMACI�N Y NOTICIAS


MISIONES

LA LABOR DE LIMOSNERO, CAL� HONDO

E

l Hno. Francisco Vallejo naci� en M�laga en febrero de 1931. Ingres� en el Postulantado en Sant Boi de Llobregat en octubre de 1954 y ha estado en varias Comunidades (Sant Boi, Calafell, Barcelona, Palma, Pamplona, Almacelles, Esplugues, Manresa, Valencia). En la actualidad forma parte de la Comunidad de Sant Boi de Llobregat y colabora en el Servicio de Rehabilitaci�n Central (Terapia ocupacional) en el �mbito de Salud Mental del Parc Sanitari Sant Joan de D�u. Gracias a sus buenas relaciones, dedica con constancia gran parte de su tiempo a una labor humanitaria que pocos conocen: el env�o de material diverso a distintas casas de �frica y Latinoam�rica. No son peque�as cantidades sino que llega a llenar camiones para los contenedores que, a lo largo del a�o, salen del almac�n de Salud para todos, ongd con destino a �frica y Latinoam�rica.

del que se utilizaba, como las agujas, algunas s�lo serv�an para vaciar los frascos, eran desechadas inmediatamente. Ped� que me las guardaran y una vez esterilizadas pude hacer un primer env�o de 30.000 agujas a Sierra Leona. Tambi�n se guard� el material de quir�fanos porque ven�an unos kits de un solo uso preparados para los distintos tipos de intervenciones y aprovechando la visita del Hno. Agust�n que hab�a venido de Sierra Leona, le ense�� todo lo que hab�a en la buhardilla y lo primero que dijo fue "Esto nos ir�a de maravilla". Una cosa son las oportunidades que en un momento dado surgen en un centro, pero usted est� enviando a �frica y Latinoam�rica material nuevo. �C�mo consigue los contactos que tanta generosidad han promovido? Ya en Pamplona, guardaba los papeles y los cartones de los envoltorios y los vend�a al trapero, que daba poco, pero con aquel dinero compraba otras cosas. M�s tarde, en Manresa, fui a una f�brica de gasas y vendas -f�brica que ya no existe- y compr� restos de serie a bajo precio con 200.000 ptas. que ten�a recogidas. Cuando fui a pagar, adem�s de la factura me dieron 18.000 ptas. y al preguntar qu� era aquello me dijeron que era mi comisi�n. Les dije que no la quer�a, que aquella cantidad la destinaran a venderme m�s material hasta que no quedara una peseta. Les extra�� la respuesta y quisieron saber qui�n era yo. M�s tarde empezaron a ensobrar las gasas y me ofrecieron las que no se pod�an comercializar porque el etiquetaje sal�a defectuoso, pero que estaban en buenas condiciones "Si lo quiere para �frica, nosotros se lo damos".

Hermano, si no me equivoco, durante 16 a�os hizo de limosnero en Barcelona, cuando el Hospital estaba en Las Corts, y en Palma de Mallorca, �en qu� consist�a la labor del limosnero? Los limosneros �ramos los encargados de recoger los donativos de los bienhechores desplaz�ndonos a sus domicilios; eran cuotas que ellos estipulaban tanto por la cantidad como la periodicidad. �Qu� distinto de ahora! S�, el hecho de pasar casa por casa nos permit�a una relaci�n distinta, la gente nos abr�a las puertas con cari�o y afecto, nos esperaban. A parte de recoger la limosna que los benefactores aportaban, era una oportunidad de practicar la hospitalidad escuch�ndoles e interes�ndonos por sus problemas. Esta vocaci�n de limosnero cal� hondo en usted. M�s tarde inicia una labor que en la actualidad todav�a realiza �C�mo surge esta acci�n para las misiones? Surgi� cuando el Hno. Ferrer�, entonces Provincial, me destin� a Pamplona. La Cl�nica San Juan de Dios, como entonces se llamaba, fue pionera en usar material desechable y me fij� en que mucho material

Hno. Francisco Vallejo.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

47


MISIONES

Lo embal�bamosy lo envi�bamos a Juan Ciudad ONGD. Empec� a visitar otras f�bricas hasta que llegu� a la textil Planas Oliveras, una empresa familiar que ahora es una multinacional. Visitaron Sierra Leona, vieron las necesidades y a partir de aqu� las donaciones fueron constantes. Antes no trabajaban sobre pedido como ahora y esto provocaba un almacenaje importante de stocks. Hemos llegado a llenar camiones durante m�s de 35 a�os. Ahora no es la cantidad de antes, pero se va manteniendo la donaci�n de gasas, vendas y compresas. �Siempre son empresas o tambi�n particulares? Hay particulares que hacen aportaciones econ�micas y que actualmente destinamos a la compra de aceite. En Manresa empezamos a hacer campa�as de recogida de alimentos y se recog�an muchos kilos, en la �ltima 12.000 kg. Y me di cuenta de que nadie tra�a aceite, y la siguiente campa�a fue solo de aceite, hasta hoy. Cuando el Hno. Jaume Capdevila regres� de Sierra Leona se qued� en Almacelles, su pueblo natal, y all� empez� la campa�a y el pueblo respondi� y sigue respondiendo. Enviamos unos p�sters anunciando la campa�a que suele durar dos o tres d�as y m�s tarde enviamos un p�ster con el resultado. Todo lo canalizo a trav�s de la ONGD. Todo lo que enviamos, gasas, camas, colchones, mobiliario, pa�ales, ropa, comestibles, detergente... es oro para los pa�ses que lo reciben. Este a�o habremos enviado g�nero por valor

de 230.000. El a�o pasado fue superior porque enviamos las camas que cambiaron en Manresa, que estaban nuevas, a Koforidua (Ghana), Per� y Senegal. Esto quiere decir que usted tiene que estar siempre con las antenas colocadas. �Qui�n asume el coste del transporte? La ONGD. El �nico transporte que asumo con las aportaciones en met�lico que se recogen, es el del aceite. A veces las Misiones nos quedan lejos y hay que hacer campa�as y la gente colabora porque tiene la seguridad que todo llega donde debe llegar. Hay personas que se comprometen desde el anonimato a ayudar. Pese a su actual limitaci�n visual, usted sigue con esta labor en favor de las Misiones �c�mo se organiza? Siempre he tenido a mi lado personas dispuestas a echarme una mano: el grupo de colaboradores de Manresa, los Hermanos Francisco Claret, Jos� M. P�rez, Jaume Capdevila, los Hermanos Jes�s Go�i y Arsenio Aranda de Murcia, el soporte del Hno. Pascual Piles, personas que prestan su medio de transporte, otros que me ayudan en las campa�as a empaquetar, etc., pero el que era mi lazarillo y un soporte inigualable, era el Hno. Josep Mar�a Margalef. Su muerte inesperada me ha dejado un poco desamparado. Veremos c�mo salimos adelante. Maria Palau i Padr�

DESDE CUBA Cruz al M�rito Civil Fue un evento familiar, est�bamos los de casa, los de la intimidad: hermanos de las dos comunidades, hermanas del sanatorio y los tres hermanos de Arag�n. No vamos a negar que estos tres �ltimos le daban un tono especial al acontecimiento, representaban el origen, el comienzo; su presencia era signo de memoria. Para que el acontecimiento tuviera ese tono deseado, el Sr. Embajador tuvo el detalle de venir sin comitiva, solo se acercaron los dos funcionarios de la embajada que hab�an llevado los tr�mites. As� que, rodeado de los suyos, tuvo lugar el acto de entrega de la Cruz al M�rito Civil, en nombre de Su Majestad por parte del Embajador de Espa�a en La Habana, al Hno. Melchor Nieva. Primero fue el Hno. Pascual el que record� la trayectoria vocacional del hermano y repasando, de forma somera, su vida. Fue el embajador el que quiso destacar la entrega y el servicio, ese hacer d�a a d�a, en los momentos hermosos y en los dif�ciles a favor de los enfermos.

48

INFORMACI�N Y NOTICIAS


MISIONES

Entregado el diploma de reconocimiento, se le propuso al hermano si quer�a decir alguna palabra y �l, tan callado siempre, se anim� y nos record� algo de su mucho hacer y vivir en este isla, en este centro; para sorpresa de todos, quiso referir a su compa�era de fatigas, la Hermana Amelia Blanco (un icono de Madre R�fols que Venezuela ha regalado al sanatorio por casi 20 a�os), que al verse en la palestra de una manera tan espont�nea como inesperada, a duras penas pudo contener la emoci�n. Un sencillo "refresquito" y un buchito de caf� fueron el broche al acontecimiento. Fue una m�s que acertada manera de hacer un homenaje al que nunca los ha pretendido y que desde el 9 de abril de 1954, el sello de la Embajada de La Habana, lo acredita en su carnet de misionero, est� en la isla sirviendo a los enfermos. Felicidades Melchor, por estos 55 largos a�os de fidelidad y misi�n. Felicidades Orden Hospitalaria, porque alguien ha sabido reconocer que lo poco, lo peque�o, lo an�nimo, lo gradual, tiene su valor.

En abril del a�o 1954 llega a La Habana, ciudad donde se desarrolla su vida como hermano de San Juan de Dios hasta el d�a de hoy. Excepto 7 a�os en el Hogar San Rafael, a mediados de los a�os 80, ha permanecido en este centro asistencial. No resulta f�cil resumir en unas l�neas todo esto, pues se trata de singulares a�os en la evoluci�n de este pa�s y de este pueblo y se trata de toda la vida como hermano de San Juan de Dios del hermano Melchor. Intentaremos hacerlo tomando como referencia aquellos elementos que consideramos m�s significativos en su vida: LA OBEDIENCIA. Se trata de un voto que el religioso profesa y que en el hermano ha sido un referente. Obediencia a sus superiores fue lo que le llev� a embarcarse en esta aventura caribe�a y obediencia al hombre enfermo fue lo que le motiv� a permanecer aqu� pese a las estrecheces y dificultades que en estos a�os ha habido. LA FIDELIDAD. Inici� este proyecto con el deseo de que fuera para toda la vida, as� lo manifest� en la profesi�n solemne y fiel ha permanecido, fidelidad es lo que le llev� a prescindir de su pasaporte espa�ol -que no de su condici�n de espa�ol-, hace m�s de una d�cada, como gesto de hacer de Cuba su �nica tierra y fidelidad a este pueblo fue lo que estaba detr�s de su decisi�n de no dejar

�Qui�n es el Hermano Melchor Nieva Segura? Nace en el municipio de Galdeano, Navarra, el d�a 6 de enero del a�o 1927. En el a�o 1953, cuando contaba con 26 a�os, se vincula a la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, como hermano profeso en la casa de Calafell (Tarragona).

Distinci�n al Hno. Melchor Nieva.

INFORMACI�N Y NOTICIAS

49


MISIONES

este lugar cuando la limitaci�n en la salud hac�a presencia. LA HOSPITALIDAD. En los diferentes lugares del mundo donde la Orden Hospitalaria est� presente, es el sello distintivo su dimensi�n de hospitalidad. Para el Hno. Melchor la hospitalidad ha sido un don y una vocaci�n a ejercer, a desarrollar, en lo poco, lo peque�o, lo an�nimo, lo gradual. Al inicio y durante d�cadas, fue la labor de enfermero, que al llegar la revoluci�n y las limitaciones profesionales en el centro, conllevaba desarrollar las m�s diversas y variadas tareas. M�s tarde ser�an los servicios generales: despensa, cocina, lavander�a y roper�a. Pero siempre la misma disposici�n, hacer presente en nuestro mundo la misericordia de Dios para con el ser humano, la m�s tradicional opci�n de la caridad: atender al necesitado, cuidar del enfermo, dar de comer al hambriento, vestir al desnudo. Un hecho final queremos indicar en esta breve rese�a, el Hermano Melchor ha sido un artista, un gran artista, hace muchos a�os que la limitaci�n f�sica -la inoportuna artrosis- no le permite desarrollarla, pero los que lo vieron, dan fe de ello; cada Navidad, el Hno. Melchor preparaba los nacimientos m�s lindos de toda La Habana.

El Sanatorio San Juan de Dios A primeros de los a�os 40 del siglo XX, los hermanos de San Juan de Dios en Espa�a se plantean reiniciar su presencia en la isla de Cuba, que se hab�a visto interrumpida por las leyes de desamortizaci�n y exclaustraci�n decretadas por el Gobierno espa�ol en la mitad del siglo XIX. De todos es conocido que la presencia de la Orden se mantuvo hasta el fallecimiento del Padre Olallo, Beatificado en estas fechas hace un a�o. Es en el a�o 1942 cuando los hermanos reinician la presencia y tras un tiempo de b�squeda, encuentran una opci�n en la finca de descanso que la familia G�mez-Mena tiene a las afueras de la ciudad. La finca es adquirida. Justo la semana pasada estuvimos compartiendo la tarde con el Hno.

Pedro Vila, que reside en la casa de Zapopan, Jalisco, M�xico y desde su silla de ruedas nos recordaba, a sus 90 a�os, an�cdotas de la compra y del simb�lico precio que la familia le dio a la finca, al saber el destino que se le quer�a dar. De inmediato se iniciaron las obras de reforma y la apertura de la actividad asistencial. La revoluci�n en el a�o 1959 conllevar� la reorientaci�n de la obra, pues la sanidad es un objetivo prioritario de la revoluci�n y la salud mental se incluye en este objetivo. Durante casi cuatro d�cadas ser� un centro residencial para personas con problemas de salud mental. A primeros del presente siglo se opta por potenciar la atenci�n que el centro dispensa y a la unidad de hombres de corta estancia, se le a�ade la unidad de corta estancia para mujeres con problemas en su salud mental. En la actualidad el centro es un conjunto de servicios en salud mental y sus casi 160 camas, excepto un peque�o n�mero que est�n en procesos de reforma, est�n destinadas a la atenci�n de personas con problemas de salud mental para corta estancia, hombres y mujeres; media y larga estancia, hombres; si bien, es nuestro objetivo que en el a�o 2010, si todo va conforme a lo previsto, la unidad de media estancia mujeres, entrar� en funcionamiento. En el a�o 2009, todo indica que superaremos las 500 personas hospitalizadas, claro est�, en un 80 %, en el programa de corta estancia, hombres y mujeres. De igual modo, nos proponemos consolidar el programa de centro de d�a, 20 plazas con nuevos planes asistenciales. Sobre la consulta externa las 8.000 consultas que esperamos alcanzar en el presente ejercicio, no admiten incremento alguno, mientras no podamos disponer de nuevos especialistas en nuestro equipo asistencial. Todo lo indicado no es sino una breve referencia de lo que el equipo de profesionales, hermanas de Santa Ana y Hermanos de San Juan de Dios hacemos posible, d�a a d�a, en la atenci�n a la persona enferma y familia que se acercan a nuestro centro. Entendemos que �ste, tambi�n es un particular y constante homenaje a todos los que hicieron posible el inicio y la continuidad de la obra en los momentos de mayor incertidumbre. La ayuda del Ministerio de Salud P�blica del

50

INFORMACI�N Y NOTICIAS


MISIONES

Gobierno de Cuba en la financiaci�n del funcionamiento ordinario y la ayudas de diversas organizaciones, p�blicas y privadas, y de particulares desde Espa�a y M�xico hacen posible todo el plan de reformas y mejoras que se est�n llevando a cabo en el centro. El futuro tiene sus sombras de incerteza y en cuanto a las necesidades no hay indicaciones de que vayan a ir a menos, pero en la medida que podamos seguir contando con apoyo interno y externo, nuestros objetivos son dos: continuar en el servicio diario al pueblo de Cuba y mejorar las instalaciones del centro.

Evento de Enfermer�a en el Sanatorio San Juan de Dios. La Habana. El d�a 27 de noviembre fue un singular d�a para la marcha de la casa de los Pinos, como tradicionalmente se le conoce entre los hermanos m�s veteranos al Sanatorio. Les matizar� que desconozco el origen de ese apelativo, pues de ese �rbol por esta zona, no se ven y en lo que de historia conozco, la finca, en honor a su esposa, el anterior propietario la hizo llamar, en escritura, Lillian. Por primera vez se celebraba una jornada, evento en el argot de la isla, de Enfermer�a y para ello contamos con la inestimable presencia

de una representaci�n del equipo de Enfermer�a del Psiqui�trico de La Habana y del equipo de Enfermer�a de Sant Boi, para ser m�s adecuados en lenguaje, del Parque Sanitario de San Juan de Dios. En torno al centenar de personas nos dispusimos a disfrutar la jornada. Condujo la sesi�n, de manera discreta pero muy acertada, el Dr. Dennis Almeida, uno de los psiquiatras del Sanatorio. Tras el saludo de bienvenida por parte del Hno. Jos� Merced, superior de la comunidad y director del centro, le correspondi� al equipo de enfermer�a del sanatorio salir a la mesa presidencial. En una mesa redonda en la que participaron 4 enfermos del centro: Sr. Juan Fonte, Sra. B�rbara Rodr�guez y Sres. Rigoberto Cabrera y Manuel A. L�pez, se nos hizo un breve repaso a la historia de la casa, desde el d�a en que el hermano �lvaro Lasheras inici� la actividad, all� por el 1 de mayo del 1942, hasta la articulaci�n de un equipo de enfermer�a entrados en el siglo XXI. A dos personas se les quiso hacer especial menci�n, ambas presentes en el aula, el Dr. Napole�n Trespalacios, director M�dico por cuatro d�cadas y el Hno. Melchor, con m�s de 55 a�os de estancia en Cuba. A continuaci�n la mesa redonda present� c�mo se hab�a articulado el equipo de enfermer�a en el centro y se concretaron los aspectos claves en la gesti�n y administraci�n de enfermer�a para

Agropecu�ries PONS GALL�N S.A

.

J. Verdaguer, 127-Tel. 93 668 19 99 MOLINS DE REI (Barcelona) 08750 INFORMACI�N Y NOTICIAS 51


MISIONES

extenderse en el protocolo de intervenci�n en la terapia electro-convulsiva, con una �ltima referencia a las expectativas de futuro. Un breve descanso dio paso a la intervenci�n del equipo de enfermer�a del psiqui�trico de La Habana, que tambi�n present� la evoluci�n del mencionado centro desde el inicio de la revoluci�n y en las etapas m�s recientes para, a continuaci�n, destacar el peso de la formaci�n en el equipo de enfermer�a, as� como intervenciones en programas concretos de externaci�n de pacientes. La consabida "merendita" a media ma�ana, permiti� a los asistentes un respiro y un intercambio sosegado de puntos de vista en la terraza del pabell�n central del sanatorio. La parte segunda del encuentro se reserv� para nuestros visitantes m�s ilustres, el equipo de enfermer�a de Sant Boi.

Primero fue la directora de Enfermer�a, la Sra. Isabel Grimal, la que nos expuso de forma detallada en qu� estaba parando el viejo sanatorio en su paso al conjunto de servicios en salud mental; lo de parar es una mera expresi�n, pues cuando esboz� lo del Parque Sanitario, nos entr� la sensaci�n de que est�n, de nuevo, comenzando. A continuaci�n, por parte del Sr. Enrique Carvajal, se nos ilumin� y mucho sobre todo lo relacionado con la contenci�n y la intervenci�n en situaciones de crisis, algo que all�, aqu� y en todos los lugares donde se atiende personas con situaci�n mental deteriorada, es nudo gordiano. Era evidente que la abundancia de medios, entre nosotros no se daba, pero que los conceptos de intervenci�n, era de gran agrado escucharlos y compartirlos. Por �ltimo, el Sr. Joaqu�n del Pino, nos hizo patente la opci�n de externaci�n de pacientes con a�os de historia en el hospital psiqui�trico. Lindo, muy lindo result� escuchar desde qu� conceptos se hac�a, qu� planes se llevaban a cabo y qu� logros se hab�an obtenido. No vamos a negar que el tiempo se nos qued� corto, que lo que se vio y se nos indic� caus� una gran y grata sensaci�n, como as� lo puso de manifiesto el Dr. Douglas, Director M�dico del centro, en la clausura de la jornada, una vez que sus compa�eros de enfermer�a agasajaron, por sorpresa, a la Hermana Amelia Blanco con una reconocida y merecida distinci�n por sus m�s de quince a�os de presencia en el sanatorio. La comida final, tambi�n conten�a su parte de sorpresa, pues antiguos pacientes y familiares de otros ingresados, metidos en el mundo del espect�culo, la amenizaron para agrado de propios y extra�os, aunque si hemos de ser sinceros, era evidente que propios y en especial propias, no eran capaces de concentrar mirada en el plato, ante alg�n que otro �dolo de su juventud. Un merecido reconocimiento a todo el equipo de cocina y servicios generales que se esmeraron, dentro de la limitaci�n, para que el est�mago saliera tan satisfecho como la mente y el coraz�n, fue el colof�n del encuentro, a la espera de que pueda haber nuevos eventos en el futuro. Mendiri

Jornada de Enfermer�a.

52

INFORMACI�N Y NOTICIAS


CORREO DE LOS LECTORES

ESTUVE EN LA C�RCEL Y VINISTE A VERME

L

a Iglesia, fiel al compromiso de Jes�s Estuve en la c�rcel y me visitaste (Mt. 25-36), ha aportado desde los primeros tiempos una Pastoral de presencia, acompa�amiento, ayuda y dedicaci�n a las personas privadas de libertad, incluidas tambi�n a sus familias. Han cambiado las formas y los estilos de la acci�n Pastoral a lo largo de los siglos, pero la Iglesia, a trav�s de la �rdenes y Congregaciones Religiosas, Capellanes, Parroquias, Voluntarios... se ha esforzado por estar cerca de los presos y anunciarles con palabras y gestos el evangelio de la Salvaci�n de Dios, ofrecido en su Hijo Jesucristo. "El hombre es el primer camino fundamental de la Iglesia" (Benedicto XVI). La Iglesia debe hacerse promotora de la dignidad humana. Tambi�n de aquellos que han errado o cometido delitos... Debe promover una cultura de los derechos humanos que, sin negar las exigencias de la justicia, sabe y es capaz de indicar los caminos de la confianza y de la esperanza. Cada vez que o�mos que los pobres son los preferidos del Reino y por tanto de la Iglesia, sentimos algo que chirr�a en el fondo de nuestros corazones, algo que nos dice que esto deber�a ser as�, pero que no lo es en realidad. No hace falta ser expertos en la materia para corroborar como ciertos sectores se sienten inc�modos en el mundo de los desfavorecidos, y por ello los ignoran, as� mismo comprobamos que los que llamamos pobres, hacen un gesto significativo que expresa, al menos, cierta desaprobaci�n cuando oyen hablar de la Iglesia.

muestran parecidos niveles y coincidencias, con una realidad bastante objetiva que nos servir� de base para el estudio. Creemos que el anonimato ha proporcionado un espacio de libertad a la hora de expresar con sinceridad lo que cada uno siente hacia la realidad de la Iglesia. Los 100 entrevistados, se declaran y manifiestan:

C

B

A

A B C

75% - Cat�licos 15% - Otras religiones 10% - Ateos

C

�C�mo ven los presos a la Iglesia? De la Iglesia se puede o�r de todo; desde las m�s grandes alabanzas, a las m�s resentidas descalificaciones. De todo se oye, y un poco de todo esto puede que conforme su realidad. Pero para no caer en ambig�edades se ha calibrado la oscilaci�n de los diferentes sentimientos por medio de una sencilla encuesta. Esto que nos va a servir de referencia se ha realizado a 100 reclusos (20 mujeres y 80 hombres). Los datos, teniendo en cuenta el porcentaje y el g�nero,

B A

A B C

57% - Aluden con Esperanza 38% - No tienen espiritualidad concreta 5% - No saben qu� decir

INFORMACI�N Y NOTICIAS

53


CORREO DE LOS LECTORES

Con la presencia y labor que la Iglesia realiza en los Centros Penitenciarios, opinan:

Negativamente: � Se deber�a hacer m�s por los que somos adictos a algunas cosas que nos perjudican. � Hay quien no respeta nuestros compromisos. � Esto no me favorece en acercarme m�s a Dios. � Deber�amos tener m�s posibilidades de poder hablar de temas que a nosotros nos interesen a nivel particular. � En algunas ocasiones demuestran hipocres�a.

C

B A

A B C

58% - Afirman que ha habido una mejora 35% - No tienen trato con el equipo de Pastoral 10% - Agravamiento negativo

Pienso que esta serie de respuestas nos pueden ayudar a plantearnos algo de lo que hacemos este grupo de Capellanes, religiosos-as, voluntarios... y c�mo lo hacemos a la hora de: visitar, acoger, conocer, atender, escuchar, orientar, informar... a estas personas con un pasado generalmente oscuro y dif�cil y cuya vida presente est� marcada por el miedo, la soledad, la falta de econom�a y, sobre todo, por la falta de libertad, Un abrazo, Hno. Javier Murillo Voluntario en Pastoral Penitenciaria-Zaragoza

Responden positivamente: � Buen lugar para escuchar la palabra de Dios. � Las cosas de Dios son algo que nos ayudan y nos dan paz. � Me gusta asistir a la Eucarist�a antes no lo hac�a. � Ayuda a superar la tristeza. � Es un medio de Salvaci�n. � Gracias por estar aqu� a pesar de todo. � Los �nicos que nos ayudan son gente de la Iglesia. � Espacio de libertad y de encuentro con Dios. � Encontrar muestras de afecto y cari�o. � El trato como personas con dignidad. � Dios llena el vac�o espiritual y da luz en la oscuridad. � Este equipo de personas nos traen un acercamiento con Dios. � La mayor�a de nosotros somos agradecidos con lo que la Iglesia hace con nosotros. � El equipo de Religiosos-as, voluntarios... son un desahogo y un regalo.

F. RAMON CASAL

54

INFORMACI�N Y NOTICIAS


TIJERAS

TIJERAS

CATALUNYA CRISTIANA

INFORMACI�N Y NOTICIAS

55


TIJERAS

EVOLUCI�N DE LAS OBRAS DEL EDIFICIO DE SANT JOAN DE D�U EN MANRESA 56 INFORMACI�N Y NOTICIAS


DIARIO DE NAVARRA

TIJERAS


NECROL�GICAS

Fr. Harold Knudsen Fr. Harold Knudsen, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, falleci� el d�a 19 de Noviembre de 2009 en Camden (New Jersey), Cooper University Hospital, Provincia de Irlanda. Ten�a 58 a�os de edad y llevaba 21 de profesi�n religiosa.

Fr. Bernardino Garc�a Mateos Fr. Bernardino Garc�a Mateos, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, falleci� el d�a 23 de Noviembre de 2009 en Caracas (Venezuela), Provincia Sudamericana Septentrional. Ten�a 98 a�os de edad y llevaba 67 de profesi�n religiosa.

Fr. Miguel �ngel Hern�ndez C�ceres Fr. Miguel �ngel Hern�ndez C�ceres, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, falleci� el d�a 25 de Noviembre de 2009 en Arequipa (Per�), Provincia Sudamericana Septentrional. Ten�a 64 a�os de edad y llevaba 45 de profesi�n religiosa.

Fr. Bautista Gonz�lez Povedano Fr. Bautista (Rodrigo) Gonz�lez Povedano, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, falleci� el d�a 16 de Diciembre de 2009 en Palencia (Hospital), Provincia de Castilla. Ten�a 88 a�os de edad y llevaba 44 de profesi�n religiosa.

Fr. Antonio Mar�a G�mez Arroyo Fr. Antonio Mar�a G�mez Arroyo, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, falleci� el d�a 22 de Diciembre de 2009 en Madrid (Hospital), Provincia de Castilla. Ten�a 77 a�os de edad y llevaba 26 de profesi�n religiosa.

Fr. Pierre-Alphonse Laurent Fr. Pierre�Alphonse (And�ol) Laurent, Hermano de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios, fallecido el d�a 23 de Diciembre de 2009 en Marsella I St. Barth�lemy, Provincia de Francia. Ten�a 96 a�os de edad y llevaba 69 de profesi�n religiosa.

F. RAMON CASAL

58

INFORMACI�N Y NOTICIAS


BOLET�N DE SUSCRIPCI�N Si desea recibir, a partir de ahora, INFORMACI�N Y NOTICIAS, rellene los datos del presente bolet�n y rem�talos a uestra direcci�n electr�nica: revistas@ohsjd.es o bien a: INFORMACI�N Y NOTICIAS Hermanos de San Juan de Dios Dr. Antoni Pujadas, 40 08830 Sant Boi de Llobregat Nombre y apellidos:

Direcci�n:

C�digo postal:

Poblaci�n:

Poblaci�n:

Sus datos ser�n introducidos en nuestro fichero de suscripciones, cuya responsable es Orden Hospitalaria de San Juan de Dios. La finalidad del fichero es el env�o de las publicaciones y de acuerdo con la ley Org�nica 15/1999 de 13 de Diciembre, usted puede ejercitar los derechos de oposici�n , acceso, rectificaci�n y cancelaci�n , dirigiendose a la administraci�n de la publicaci�n.


Perfil Tania Andreu Fructuoso es voluntaria del Albergue Jes�s Abandonado de Murcia desde hace m�s de once a�os. La ilusi�n que ha puesto en su labor en dar tiempo a los que lo necesitan, la ha llevado en la actualidad a estar Al lado de las personas sin hogar. Nos cuenta su experiencia. Tania nos cuenta su trayectoria dentro de Jes�s Abandonado. Cuando comenc� como voluntaria en Jes�s Abandonado, en 1998, ten�a claro que quer�a dedicar un poco de mi tiempo, ilusi�n, energ�a y confianza en cambiar algunas cosas de esta sociedad que no me gustaban. Me ofrecieron estar en el comedor social los lunes por la tarde y colaborar en las tareas propias de este servicio: preparar, servir y recoger las mesas de los dos turnos de comedor. Puede parecer algo simple e incluso mon�tono, aunque para m� nunca lo fue. Cada lunes intentaba ser la mejor camarera del mejor restaurante y, �c�mo no! atender a los transe�ntes como clientes selectos. Cuando finalizaba el primer turno de comedor y quitaba de las sillas las migas de pan que les hab�an ca�do, el hermano Jos� me dec�a que hac�a bien en cuidar todos los detalles porque seguro que Jes�s cenaba esa noche con nosotros, y realmente as� lo creo. Su labor como voluntaria ha cambiado. Tras varios a�os de voluntaria en el comedor social, me ofrecieron participar en una iniciativa novedosa en Murcia, "El proyecto Encuentro". En este proyecto salgo a la calle con el hermano Enric, e intentamos acercarnos a las personas sin hogar que hay en Murcia; les informamos de los servicios que tiene Jes�s Abandonado, nos interesamos por sus necesidades y ofrecemos ayuda para resolver cualquier problema sanitario o de gesti�n de documentaci�n que puedan tener. Reconozco que al principio no me result� f�cil. El acercamiento f�sico a personas que ol�an mal, el que dir�a la gente al verme hablar con esas personas, eran cosas que me hac�an sentir inc�moda. El tiempo compartido con personas sin hogar, las experiencias cotidianas vividas y el acompa�amiento del hermano Enric, han hecho que adem�s de no sentirme incomoda, mi tarea de voluntariado la viva con un talante m�s comprometido e intento dar testimonio del mensaje de Jes�s. La participaci�n en cursos de formaci�n me ha dado la oportunidad de acercarme al carisma de la Orden Hospitalaria de San Juan de Dios. Ahora me siento muy agradecida y llena de satisfacci�n por haberme contagiado del car�cter apasionado, sencillo, humilde y de generosidad profunda que habitualmente muestran los Hermanos de San Juan de Dios en cada una de las tareas que realizan con cualquier persona, sin hacer ning�n tipo de distinci�n o discriminaci�n. �Su modo de vivir con los dem�s es una gran noticia para este mundo tan ego�sta! Quiero, desde aqu�, expresar mi sincera gratitud a todas aquellas personas que de una u otra manera me han acogido, acompa�ado y ayudado a lo largo de estos a�os de voluntariado. Especialmente a Choni, coordinadora de voluntariado, por haberme brindado siempre la oportunidad de formarme como voluntaria, a los Hermanos Arsenio, Jos� y Jes�s por su testimonio y entrega en el Albergue de Murcia. Al hermano Jos� Garc�a, por todo lo bueno que aprend� de �l en el comedor social; y al hermano Enric por darme la oportunidad de hacer m�s humana nuestra sociedad. Tania Andreu Fructuoso Albergue Jes�s Abandonado



IN_211